Your SlideShare is downloading. ×
La economía verde no es suficiente
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Introducing the official SlideShare app

Stunning, full-screen experience for iPhone and Android

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

La economía verde no es suficiente

823
views

Published on

Interesante artículo de la Revista Ambientico edicion 222, le copio le link, si desean leerlo completo. http://www.ambientico.una.ac.cr/222.pdf …

Interesante artículo de la Revista Ambientico edicion 222, le copio le link, si desean leerlo completo. http://www.ambientico.una.ac.cr/222.pdf

Estracto tomado del escrito hecho por la economista Rocio Hartley página 14 : La economía verde no es suficiente.

Parece que es mucho más fácil fingir que se cambia, abrazando discursos de
conservación o protección, que comenzar a reinventar las actividades cotidianas
dentro de cada individuo y con otros. Esta especie de autoengaño en que incurre toda
la humanidad, resulta una suerte de máscara para ocultar que en el fondo se es incongruente y que ninguna etiqueta, valoración, título o grado, cuenta bancaria o
distinción social sirve para que realmente se cambie el mundo, si cada individuo no
quiere cambiar del todo.

Published in: Education

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
823
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
22
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. ISSN 1409-214X #222 ABRIL 2012 LA ONU CLAMA PORUNA ECONOMÍA VERDE EN TODO EL MUNDO (PRIMERA PARTE) Ricardo Ulate Rocío Hartley Jorge Cabrera Políticas ambientales La economía verde no ¿Hay conflicto entrecostarricenses y economía es suficiente protección ambiental e verde: coincidencias inversiones? Jorge A. Valenciano Daniela García Cuestionamientos al Potencial y limitaciones concepto de economía verde de la economía verde
  • 2. LA ONU CLAMA POR UNA ECONOMÍA VERDE EN TODO EL MUNDO (PRIMERA PARTE) Director y editor: Eduardo MoraConsejo editor: Manuel Argüello, Gustavo Induni, Wilberth Jiménez, Luis Poveda Asistencia y administración: Rebeca Bolaños Diseño, diagramación e impresión: Programa de Publicaciones, UNA Fotografía: www.galeriaambientalista.una.ac.cr Teléfono: 2277-3688. Fax: 2277-3289 Apartado postal: 86-3000, Costa Rica Correo electrónico: ambientico@una.ac.cr Sitio web: www.ambientico.una.ac.cr
  • 3. ISSN 1409-214X. Ambientico 222, Artículo 3 |Pp. 14-24| La economía verde no es suficiente Economista. Docente Rocío Hartley e investigadora en la Escuela de Economía de la Universidad Nacional (rhartley@una.ac.cr). T odos los días, como parte de la experiencia cotidiana, la población mundial sufre las consecuencias negati- vas de la destrucción de la naturaleza. Situación que el colectivo humano no ve en términos del impacto en su sa- lud, la biodiversidad, las actividades productivas locales, la movilidad social y la valoración cultural de los recursos na- turales. Hechos como la contaminación y el agotamiento de los mantos acuíferos, la degradación de la calidad del aire, la erosión y la pérdida de fertilidad de los suelos, el incremento de los residuos urbanos y los desechos tóxicos industriales, la contaminación auditiva en las ciudades, el incremento en el desequilibrio entre la producción de entropía y las tasas de producción de biomasa, el calentamiento global y la pérdida acelerada de biodiversidad son solo algunas de las consecuen- Volver al índice cias negativas que desconoce la mayoría de la humanidad. El consumo masivo de energía fósil (petróleo, gas), la deforestación y desmonte de lugares boscosos, la disminu- ción en la capacidad de absorción de dióxido de carbono que tienen los océanos y bosques del planeta, así como el aumen- to del efecto invernadero provocado por la excesiva emisión de gases y la afectación consecuente de la capa de ozono, son situaciones que, aunque directa o indirectamente afectan a la población, no están presentes en el imaginario público como problemas graves. Empresarios, políticos y funcionarios pú-14 Revista Mensual sobre la Actualidad Ambiental
  • 4. Revista Mensual sobre la Actualidad Ambientalblicos, poco conscientes de los peligros atrás, que se basan en la búsqueda de lade esta situación, apuestan al mercado, satisfacción absoluta de los más mínimosal derecho y a la tecnología como instru- deseos, justificados desde la perspecti-mentos eficaces para la conservación de la va del pensamiento económico de Adamnaturaleza y la reversión de los procesos Smith, y su máxima: la felicidad indivi-de daño ecológico, instrumentando lo que dual llevará a la felicidad colectiva, que hase conoce como “desarrollo limpio”, “jus- propiciado el deseo inmediato de satisfa-ticia ambiental” y “economía ambiental”, cer las necesidades mediante la búsquedaque poco han revertido el problema, y hoy del bienestar material, el cual depende dehablan de economía verde. Ignorando re- la capacidad de compra del consumidor.gularmente con ello la complejidad am- Las empresas, considerando este postu-biental y ecosistémica que implica el de- lado, condicionan y ofrecen sus bienes ensarrollo, sin considerar la distinción entre función de esa demanda solvente y creansostenible y sustentable, la existencia de un ambiente de presión social sobre losdeudas ecológicas entre países y regiones, individuos. Creando un fetiche de lo quela contribución antrópica en la disipación se considera calidad de vida, cegando a lascreciente de masa y energía y el ecocidio sociedades sobre sus verdaderas necesida-que, en general, está provocando la racio- des, los consumidores desconocen lo quenalidad capitalista de apropiación de la podrían generar sus hábitos.naturaleza, temas que se discuten pero no El modelo económico dominante hase desvelan soluciones concretas eficaces y llevado a consumir de forma continua másprácticas. biomasa de la que la tierra produce, la hue- La construcción de sociedades sus- lla ecológica colectiva ya supera al planeta.tentables no puede darse a costa de la des- Se agota el capital natural cuyos serviciostrucción de las condiciones ambientales de los ecosistemas son una parte esencialen las que ellas gestan su expansión. La de la riqueza, y al aumentar la concentra-apuesta en favor del progreso económico, ción de esta se profundizan los riesgos am-la expansión de las metrópolis y el avance bientales, amenazando la sobrevivencia detecnológico ponen en riesgo no solo los eco- las presentes y futuras generaciones.sistemas sino también las formas de vida La falta de conocimiento del efec-y los saberes tradicionales que allí existen. to ambiental del consumo desmedido esSituación que se conoce desde hace cua- parte de la crisis ambiental, pero se deberenta años pero que hoy sigue en el plano agregar que también se funda en interesesde la discusión, sin la concreta y consolida- particulares y corporativos que desgracia-da visión del mundo que se requiere. damente tienen poder en demasía, al anes- Cada vez el sistema capitalista es- tesiar los sentidos de la población, sobretructura y diseña nuevas y mayores nece- todo el solidario, conduciendo sus vidassidades, sin importar la capacidad real del como quién manejara un teatro de mario-planeta de soportarlas. El sistema conso- netas y minimiza los efectos adversos delida estilos de vida nacidos generaciones los excesos del consumo.La economía verde no es suficiente 15
  • 5. Abril 2012. Número 222 **** y agricultura sostenible, incluyendo la producción orgánica. Las actividades del La iniciativa de economía verde, Pnuma incluyen brindar guías e informeslanzada por el Programa de las Naciones de economía verde para promover e im-Unidas para el Medio Ambiente (Pnuma) plementar eficazmente esta propuesta.en octubre de 2008, está enfocada en apro- El Programa ha calculado que unavechar las oportunidades que ese nuevo inversión del 2% del producto internoconcepto ofrece. El Pnuma define una bruto mundial durante los próximos cua-economía verde como aquella que resulta renta años sería suficiente para poner enen la mejora del bienestar del ser humano marcha una economía verde. El informey la equidad social, al mismo tiempo que indica que, si cada año se destinaran 1,3reduce significativamente los riesgos am- billones de dólares a iniciativas soste-bientales y la escasez ecológica. nibles, la economía mundial crecería al La iniciativa busca lograr dos resul-mismo ritmo que ahora, pero sin agravartados: fomentar la inversión en los sec- el agotamiento de los recursos y con untores que producen productos y servicios menor nivel de emisiones contaminantes.amigables con el ambiente o que mejoran El Programa ha señalado algunasel ambiente (inversiones verdes), resaltan- recomendaciones, entre ellas la de aplicardo la contribución de estos al crecimiento impuestos para modificar las preferenciasde la producción y empleo; y orientar so- de los consumidores y para estimular labre cómo potenciar las inversiones verdes innovación verde así como la inversióna favor de los pobres, motivando y facili- pública en desarrollo de capacidades y for-tando que los políticos apoyen el aumento mación. También la de eliminar una seriede las inversiones tanto en el sector públi-de subsidios que, a menudo, perpetúan laco como en el privado. utilización insostenible de recursos como El Pnuma tiene el objetivo de aseso- los combustibles fósiles, la agricultura,rar a los países para enverdecer sus eco- el agua y la pesca. Las inversiones se po-nomías, trabajando con una gran variedad drían repartir del modo que sigue:de socios para ofrecer análisis económicosy productos de investigación de punta.Abarca una gran cantidad de aspectos quevan desde: eficiencia energética en edi-ficios nuevos y existentes; tecnologías deenergías renovables, como eólica, solar,geotérmica y de biomasa; tecnologías detransportes sostenibles, como vehículoshíbridos, ferrocarriles de alta velocidad ysistema de buses de tránsito rápido; in- Costa Ricafraestructura verde de recursos naturales, E. Duarteincluyendo agua dulce, bosques y suelos; OVSICORI-UNA16 Rocío Hartley
  • 6. Revista Mensual sobre la Actualidad AmbientalDISTRIBUCIÓN DE INVERSIÓN ACTIVIDAD INVERSIÓN Energías limpias y renovables y aumentar la eficiencia energética. $362 billones Desarrollo de formas más limpias y verdes del transporte público y un mejor diseño de $194 billones las ciudades. Equipar mejor los edificios, entre otras cosas mediante un buen aislamiento y una mejora $134 billones de la gestión de energía. Turismo ecológico, fundamental para muchos países para acceder a un sector dinámico $134 billones y en crecimiento de la economía. Aumentar la productividad, aprovechar al máximo los escasos recursos hídricos y preser- $108 billones var la fertilidad del suelo. Gestionar mejor la disminución de las poblaciones de peces. La Onu calcula que la flota $108 billones mundial de pesca debe reducirse a la mitad. Gestión de residuos y el reciclaje. El objetivo es reducir la cantidad de residuos destina- $108 billones dos a vertederos en un 70% durante las dos próximas décadas. Instalaciones de agua y saneamiento para ayudar a preservar los suministros de agua, $108 billones para evitar el despilfarro de riego y dar a millones de personas el acceso a los suministros de agua potable y tratamiento de aguas residuales adecuado. Mejora de la eficiencia en la industria para reducir el despilfarro de los recursos natura- $76 billones les. Reducir a la mitad la deforestación en los próximos veinte años. $15.000 millones Fuente: Elaboración propia con base en Unep (2012). Aunque la magnitud de la financia- siguen siendo todavía pequeños en com-ción que se requiere para una transición paración con los volúmenes totales, pora una economía verde es muy grande, el lo que será necesario ampliarlos de formaPnuma explica que es posible mediante po- urgente para que la transición hacia unalíticas públicas inteligentes y mecanismos economía verde sea factible a corto plazo.de financiación innovadores. El organismo El problema es que no se han estimuladoapuesta por el rápido crecimiento de los lo suficiente. La no aprobación por partemercados de capitales y un fomento cre- de Estados Unidos y China del Protocolociente del enverdecimiento de estos. Ade- de Kioto debilitó esos mercados, y por susmás, la evolución de instrumentos en los posiciones con respecto a las reduccionesmercados emergentes, como las finanzas de los gases de efecto invernadero no sey microfinanzas del carbono y los fondos vislumbra una verdadera voluntad y con-de estímulo verde establecidos para dar ciencia del problema del cambio climáticorespuesta a la recesión económica de los por parte de los mayores contaminadoresúltimos años, pueden estar abriendo es- del mundo.pacios para una financiación a gran escala La economía verde se aferra al prin-dirigida a una transformación económica cipio de que quien contamina paga, paraverde mundial. Estos flujos, sin embargo,La economía verde no es suficiente 17
  • 7. Abril 2012. Número 222internalizar las externalidades, e impul- laciones comerciales (Serrano y Martín,sa instrumentos económicos (impuestos, 2011). Otro problema con la economíasubsidios) que fijan los límites de contami- verde es el apoyo financiero y tecnológiconación por empresa productiva. La Agen- que los países del Norte deben prestar ada 21 obliga a todos los países firmantes a los del Sur. Este apoyo podría conducir aadoptar este principio en su política am- los Gobiernos extranjeros a controlar losbiental. Los mecanismos de mercado no nuevos sectores verdes a fomentar en lasfuncionan y cuando existen precios bajo economías nacionales.algunas condiciones fallan en determi- Desarrollar un sistema de conta-nar el nivel de escasez social del recurso bilidad energética global, que incluya uny no tienden a orientar adecuadamente análisis sistemático de los costes de repo-las políticas. Un instrumental que regis- sición de los recursos naturales e integretra solamente el coste de extracción y de todos los productos derivados, sería unmanejo de los recursos naturales y no el de paso importante para superar el “oscu-reposición favorece dichos deterioros, y a rantismo” sobre el deterioro ecológico enla vez “ordena” el territorio en núcleos de el que nos tiene sumidos el análisis eco-atracción de capitales y productos, áreas nómico estándar. Tal desarrollo exigiríade apropiación y vertido, originando la po- la puesta en marcha de grupos de trabajolarización social, de todos conocida, que se que permitieran unificar consensualmen-traduce a escala planetaria en el desequi- te, mediante convenciones y acuerdos in-librio Norte-Sur. Corregir esta situación ternacionales (como los que dieron lugarexige, en primer lugar, tener clara con- a los sistemas de cuentas nacionales), losciencia de ella y de los mecanismos que la presupuestos metodológicos y las reglasoriginan, trascendiendo el “oscurantismo” de aplicación de los nuevos sistemas con-de la economía verde. tables. Ello exigiría una voluntad política Si el sistema de relaciones comer- firme de ampliar los criterios económicosciales Norte-Sur se mantiene inalterado que han venido orientando el funciona-y no se modifica por un comercio eminen- miento de la sociedad industrial y una do-temente Sur-Sur, el concepto de economía tación de medios en consonancia, como laverde puede desembocar en el aumento aportada internacionalmente al proyectodel proteccionismo de los países del Nor- Genoma o a otros. Habría que cambiar laste ante los productos agrícolas que vienen reglas del juego que informan el funciona-del Sur. Actualmente la Organización para miento de los sistemas de valoración y deel Comercio y el Desarrollo Económico financiación actuales, si se quiere evitarintenta limitar estas prácticas proteccio- que se siga configurando, dentro y fueranistas, sin embargo los países del Norte de los países, una geografía cada vez máspueden alegar que las restricciones que se dividida entre núcleos de atracción de ca-imponen a los países agrícolas del Sur son pitales y productos, áreas de apropiaciónpor razones ecológicas y no-económicas, y vertido, alimentando simultáneamentepor lo que quedarían fuera de las regu- procesos de desarrollo económico y de de- terioro ecológico.18 Rocío Hartley
  • 8. Revista Mensual sobre la Actualidad Ambiental **** unidimensional del valor, haciendo uso de su mecánica maximizadora cortada por el Por elemental que parezca, tras va- patrón de los enfoques analítico-parcela-rias décadas de economía ecológica y am- rios de la ciencia clásica, o si, por el con-biental, se ha avanzado muy poco en el trario, se transforma en una ciencia másconocimiento de cómo la especie humana, abierta y transdisciplinar y crea las basesa los distintos niveles de agregación, está del desarrollo sustentable.gestionando su intendencia física y mone- Superar la barrera de la valorizacióntaria (Georgescu-Roegen, 1976). Resulta crematística del medio, y reemplazarla enparadójico que a la vez que se multiplica la economía y el ambiente por un sistemala literatura ambiental, persiste y hasta de flujos de energía (Costanza, 1991), conen ocasiones se agrava la carencia de in- dirección, sentido y acumulación, sumadoformación de base capaz de informar sol- a la capacidad de asimilar residuos, debeventemente sobre el funcionamiento de la ser la propuesta general. Lo que empuja aactual civilización y su evolución a lo largo abrir el universo hasta ahora aislado de lodel tiempo. Evidentemente esta paradoja económico a la realidad física y biológica yrevela una vez más el predominio del tra- a sus modelos predictivos, a las diferentestamiento virtual o parcelario de estos te- opciones tecnológicas y a los procesos demas (desarrollo sostenible), frente al afán negociación social. Hacer de la discusiónde abordarlos efectivamente con vistas a de la equidad, la distribución, la ética y losla gestión real. La falta de series de datos procesos culturales, un elemento centralsolventes denota una carencia de apoyo en para la comprensión del problema de laeste terreno, que se muestra en obvia con- sustentabilidad. La gestión de la susten-tradicción con la creciente preocupación tabilidad necesitará de un amplio debatepor los temas ambientales de la que hacen entre todos los actores sociales que permi-gala las administraciones nacionales e in- ta generar las decisiones políticas necesa-ternacionales. Parece como si la gestión de rias para el desarrollo de la economía en eleste campo no demandara, como ocurre en marco ecológico adecuado, que no se rigela economía ordinaria de empresas o Esta- por las leyes de los hombres sino por lasdos, registros contables que la orienten e de la naturaleza, respetando la equidadindiquen cuáles son los resultados. intrageneracional e intergeneracional y la Es como si una omnipotente policía capacidad de sustentación del ecosistemade opinión hubiera decretado la prohibi- global.ción de reflexionar sobre cómo funciona El concepto de economía verde deberealmente el metabolismo de la civiliza- escapar de la idea de crecimiento econó-ción industrial, incentivando el ambienta- mico infinito y considerar explícitamentelismo banal de moda. Lo crucial del debate los límites físicos de la Tierra (Serranoes si la economía ha de seguir siendo una y Martín, 2011). Aunque el Pnuma con-disciplina autosuficiente, que se desen- sidera que la economía verde involucravuelve de espalda a las otras en el campo sostenibilidad ambiental y equidad socialLa economía verde no es suficiente 19
  • 9. Abril 2012. Número 222por encima del crecimiento económico, es (1960) considera que para superar esteexplícito en afirmar que solo con él se pue- problema es necesario traducir la pro-den alcanzar esos objetivos, como explica ducción económica a términos físicos, deal desarrollar su modelo macroeconómico modo que resulte aun más evidente la ca-(Pnuma, 2011). Lo que demuestra que la pacidad finita de los recursos de la Tierraidea de sostenibilidad que defiende el Pnu- y su capacidad finita de asimilación de losma se sustenta en la sostenibilidad débil, desechos de la actividad humana.que considera que es posible inventariar El desarrollo es un proceso integral,todas las funciones de la naturaleza como su concepción requiere interdisciplinarie-capital natural, y que puede ser sustitui- dad con una visión global (Schatán, 1991).do por el capital fabricado por el hombre, El crecimiento es condición necesaria paraquedando el stock total de capital constan- el desarrollo, pero no suficiente. El para-te. No supera las limitaciones de la econo- digma a estructurar debe partir de la ideamía ambiental, utiliza todo su instrumen- que la economía es un subsistema abierto,tal neoclásico, sigue fundamentándose sustentado por el ecosistema finito con elen el pensamiento económico dominante, que intercambia materia y energía (Boul-tampoco intenta superar el concepto de ding, 1966). La biosfera (como todo ecosis-sostenible. Mantiene el mito puro y duro tema), que recibe una determinada canti-del crecimiento económico que disfrazado dad de energía (directa o indirectamentede verde tranquiliza a la población. solar), sustenta los ciclos bióticos y no bió- En este marco, los procesos de trans- ticos en el planeta. De este flujo continuo,formación deben diferenciar claramente lo que canaliza la especie humana para susentre el capital natural y el capital hecho actividades económicas recibe el nombrepor el hombre y demostrar explícitamente de transflujo (Funtowicz y Ravetz, 1994).que, por supuesto, uno no puede ser reem- La economía continuamente consume deplazado por el otro (sustentabilidad fuerte). los ecosistemas energía en forma de mate- Después de cuarenta años de la rias primas y de energía útil (fósil, hidráu-puesta en escena del concepto de desarro- lica, etc.), realiza las transformaciones ne-llo sostenible, el sistema global de produc- cesarias para producir bienes y serviciosción y consumo sigue estando basado en la con los cuales se satisfacen necesidadesacumulación de capital, y la economía ver- humanas, y consecuentemente devuelvede no trasciende el sistema. Sin embargo, al ecosistema dos tipos de residuos: el ca-se debe reconocer que basar la actividad lor disipado (por la segunda ley de termo-productiva en sectores más sostenibles dinámica) y residuos materiales (parcial/ayudaría a reducir la velocidad de la in- potencialmente reciclables).tensificación de los problemas ambienta- El transflujo significa el flujo ener-les planetarios, pero no para contenerlos gético de baja entropía proveniente delsi el patrón económico sigue basado en la sol (Daly, 1993), que es canalizado por laacumulación y en un supuesto crecimien- especie humana en su actividad socioeco-to económico infinito. Georgescu-Roegen nómica diaria. Este flujo, que adopta la forma de recursos e insumos, es trans-20 Rocío Hartley
  • 10. Revista Mensual sobre la Actualidad Ambientalformado por el sistema económico para determinada concreción histórico-espa-la producción y el consumo, y es devuel- cial) para absorber los desechos recibidosto a la biosfera (en forma de desperdicios, (de la actividad económica) y reponer losemisiones, subproductos, basura) para su insumos tomados (Georgescu-Roegen,biodegradación y reutilización, en un ciclo 1976). La resiliencia se asocia a una ideacontinuo que está sujeto a determinados de capacidad de un ecosistema determina-límites y condicionantes, los cuales gene- do de regenerarse o reponerse a sí mismo.ran consecuencias importantes tanto en la Integrando estos conceptos al desarrolloextracción de recursos y materiales como económico se está en condiciones de cons-respecto de los desechos producidos. truir un concepto de sustentabilidad con- Al ser la economía un subsistema gruente con las condiciones reales en lasabierto al intercambio energético y bióti- cuales se desenvuelven las sociedades.co con los ecosistemas que le sustentan, La sustentabilidad de cualquier ac-toda actividad económica (particularmen- tividad humana sería por tanto una po-te su aceleración) generará consecuencias tencia, determinada por la relación queimportantes tanto en la extracción de re- se genera entre las dinámicas de creci-cursos y materiales como respecto de los miento económico (que insume energía ydesechos producidos. Ya que el flujo de produce residuos) y de resiliencia. Cuan-energía disponible en la biosfera es finito do la expansión económica sobrepasa lay constante, la economía como subsistema resiliencia ecosistémica o, alternativa-que se nutre de la biosfera no puede crecer mente, cuando el ritmo de extracción deinfinitamente (Quiroga, 1991). recursos y producción de desechos supera La materia y la energía en nuestro al ritmo de reposición de los ecosistemasplaneta son constantes, y de eso se dispone, implicados, ocurre un deterioro ambientaljunto a las demás especies, para resolver y queda comprometida la sustentabilidadlas necesidades y vivir vidas plenas y crea- del proceso. En este caso, el crecimientotivas. Más cercanamente, cada territorio económico es excesivo en función de la re-puede sustentar la vida de cierta cantidad siliencia.de personas con comodidad, dependiendo Desarrollar sustentabilidad local, yde los estilos de vida y desarrollo que esta planetaria, implica redistribuir el accesocomunidad recree. Para que el sistema so- al patrimonio natural y la carga ecológicacioeconómico pueda ser sustentable a lo planetaria, tanto en la extracción de ma-largo del tiempo se necesita una organi- teria y energía como en la producción dezación tal que, dados los límites naturales desechos, los que actualmente son comple-que imponen los ecosistemas, se maximice tamente desproporcionales. Además, estola satisfacción de necesidades humanas significa reconstruir estilos de vida y, con-fundamentales reales. En este sentido, secuentemente, estilos de desarrollo másla resiliencia es un concepto sumamente sustentables que los actuales; y avanzarimportante, entendiéndose formalmente en mejores tecnologías que minimicen elcomo la capacidad de los ecosistemas (en impacto ambiental por unidad de produc-La economía verde no es suficiente 21
  • 11. Abril 2012. Número 222to, al satisfacer las necesidades humanas. recursos y energía a las capacidades natu- Pero sin importar cuán rápidamente rales del planeta, lo que significa tres cosasse puedan generar nuevas tecnologías, es- fundamentales: (1) Redistribuir equitati-tas jamás podrán funcionar en contra de vamente el acceso a los recursos natura-la irreversibilidad y naturaleza entrópica les y servicios ambientales (en particular(Georgescu-Roegen, 1971) de ciertos pro- absorción de desechos) entre los paísescesos altamente críticos para la sustenta- industrializados y en desarrollo, y al in-bilidad de la economía y de la vida humana terior de los países. (2) Construir nuevosen el planeta. No existe el perpetum mobi- estilos de vida y desarrollo en congruen-le que funcione eternamente sin sufrir la cia con la sustentabilidad local, nacionaldesaceleración que impone la fricción, no y planetaria: economías descentralizadas,existe máquina capaz de revertir la degra- fuentes energéticas renovables, tecno-dación que la energía sufre en su trans- logías apropiadas, comercio justo, crearformación, no se puede descarbonizar un e innovar, minimización del transporte,árbol quemado, y por el momento no se reciclaje y reuso, producción limpia, etc.puede viajar a colonizar otro planeta si se (3) Ir transformando el motor de la eco-destruye este, donde florece la vida. nomía y el progreso tecnológico desde la Los individuos tienen que aprender acumulación privada de ganancias haciaa realizar una gestión sustentable de sus una producción congruente con estilos deposibilidades materiales y energéticas con vida sustentables, que permitan atenderarreglo a los frágiles ciclos bióticos y eco- sinérgicamente las necesidades humanassistémicos. Lo anterior no es más que una fundamentales, para construir procesosvisión, a veces trillada, sobre la necesidad diversos de desarrollo local con especifici-de preservar nuestro patrimonio natural dad cultural.y vivir de la cosecha anual sostenible que Una mínima condición necesariaproduce dicho acervo. Esta visión, en tér- para la sustentabilidad es la mantenciónminos de políticas de sustentabilidad y o aumento del acervo total de patrimonioestilos de vida, establece que los seres hu- natural a los niveles actuales. Pero la ma-manos tienen que aprender a vivir dentro yoría de los países en América Latina y elde lo que produce el patrimonio natural, Caribe basan su crecimiento económico enpara asegurar que siempre se tendrá una la sobre-explotación de sus recursos natu-base para la extracción y producción eco- rales, siendo las pequeñas y medianas in-nómica (Quiroga, 2000). El sol provee una dustrias, en su mayoría, muy contaminan-cantidad constante de energía, la cual se tes, dado el bajo estándar en regulación,disipará hacia el espacio si no se sabe uti- normativa y fiscalización ambiental quelizar; la energía que llega es el flujo uti- existe. Aspectos que no son consideradoslizable, mientras que el hidrógeno que en la nueva propuesta de economía verde,arde componiendo al sol es el capital, en que esta más dirigida a los países desarro-las funciones de inversión de esta sociedad llados que a los del Tercer Mundo, comoconsumista. Se debe limitar la cosecha de prácticamente todas las iniciativas. Se22 Rocío Hartley
  • 12. Revista Mensual sobre la Actualidad Ambientaldebe contar con siete componentes esen-ciales para impulsar el cambio real quese requiere: equidad, sostenibilidad, edu-cación, productividad, empoderamiento,cooperación y seguridad. La concepción del desarrollo en elcontexto de la globalización se ha hechomás interdisciplinaria. El desarrollo debeser visto no solo como crecimiento eco-nómico sino también como un cambioestructural en lo económico, tecnológico,político y ecológico (Max-Neef, Elizalde yHopenhayn, 1986), que debe colocar ensu esencia al hombre como sujeto y objetohistórico de transformación de su entornoen una dimensión espacial y temporal queincluya interrelaciones de carácter global,regional, territorial y local. La experiencia indica la necesidadde combinar políticas nacionales con losretos internacionales, bajo la visión delograr pasar del desarrollo autocentradoen la nación a la localización de ventajascompetitivas a escala nacional, regional yglobal de manera que reporten beneficiossociales para los habitantes del país; en elcaso de los países subdesarrollados ello de-berá implicar una participación activa delEstado. Las relaciones entre economía, cul- Costa Rica E. Duarte OVSICORI-UNAtura y ambiente son sumamente comple-jas, por lo que todo intento de realizar unaabstracción sintética de sus principales di-námicas sistémicas resulta en una pérdidade la diversidad de interrelaciones que lasintegran. Por eso es difícil pensar cómo lo-grar y conducir un desarrollo sustentable,pero no imposible. Se pueden generar eco-nomías solidarias y sustentables mediantela cuidadosa selección de las escalas, lasLa economía verde no es suficiente 23
  • 13. Abril 2012. Número 222tecnologías, las intensidades de uso de los Science Of Management Of Sustainability. Colum-suelos y la disposición de la energía-mate- bia University Press.ria, produciendo bienes de mayor calidad y Daly, H. (1992). From Adjusment To Sustainable Develo-durabilidad que satisfagan las necesidades pment: The Obstacle Of Free Rade. Int. Comp.humanas. Law J., Nº 15 (1). Funtowicz, S. O. & J. R. Ravetz. (1994). The Worth of a El proceso de permanente reflexión Songbird: Ecological Economics as a Post-Normaly re-diseño de la vida (desarrollo sustenta- Science. Ecological Economics Vol. 10, No. 3: 197-ble), requiere gran cantidad de voluntad, 207.tiempo y energía (Leff et al., 1986); pero al Georgescu-Roegen, N. (1960). The Economics of Produc- tion. American Economic Review, p. 1-9.mismo tiempo es un esfuerzo que no solo Georgescu-Roegen, N. (1971). The entropy law and thehace al individuo estar más vivo, sino que economic process. Cambridge, Mass, Harvard Uni-además revela una vida que vale la pena versity. Georgescu-Roegen, N. (1976). Energy and Economicsvivir. Los humanos no son ninguna especie Myths: Institutional and Analytical Essays. Newparticularmente elegida o bendecida por York. Pegemon Press.fuerzas superiores que los salvarán con- Leff, Enrique et al. (1986). Los Problemas Del Conoci-tra viento y marea de su autodestrucción. miento Y La Perspectiva Ambiental Del Desarro- llo. México: Siglo XXI.Le corresponde a la humanidad construir Max-Neef, M.; A. Elizalde y M. Hopenhayn. (1986). De-nuevas formas de vida conducentes a una sarrollo A Escala Humana: Una Opción Para Elreproducción de lo que conocemos como Futuro. Número especial Development Dialogue.vida. De lo contrario se seguirá ciegamen- Uppsala. Fundación Dag-Hammarskjöld-CE- PAUR.te por el camino actual, hasta ser inviable Pnuma. (2011). Hacia Una Economía Verde: Guía Parala retroalimentación de los individuos y la El Desarrollo Sostenible Y La Erradicación De Ladinámica con el ambiente. Pobreza. Síntesis para los encargados de la formu- lación de políticas. www.unep.org/greeneconomy. Parece que es mucho más fácil fin- Quiroga, Rayén. (1991). Economía, Responsabilidad Ygir que se cambia, abrazando discursos de Necesidades Humanas. Estudios Sociales. Santoconservación o protección, que comenzar Domingo, Noviembre.a reinventar las actividades cotidianas Quiroga, Rayén. (2000). Capital Natural En El Desarro- llo De La Sustentabilidad. Participación, Supe-dentro de cada individuo y con otros. Esta ración de la Pobreza y Desarrollo Sustentable. Laespecie de autoengaño en que incurre toda experiencia de los fondos sociales y ambientalesla humanidad, resulta una suerte de más- de América Latina y El Caribe. Santiago: FDLA-cara para ocultar que en el fondo se es in- FOSIS. Serrano, Alfredo y S. Martín. (2011). La Economía Verdecongruente y que ninguna etiqueta, valo- Desde Una Perspectiva De América Latina. Pro-ración, título o grado, cuenta bancaria o yecto Regional de Energía y Clima. Fundacióndistinción social sirve para que realmente Friedrich Ebert, FES-ILDIS. Schatán, Jacobo (Ed.). (1991). Crecimiento O Desarrollo:se cambie el mundo, si cada individuo no Un Debate Sobre La Sustentabilidad De Los Mo-quiere cambiar del todo. delos Económicos. Santiago: CEPAUR/Fundación F.Ebert.Referencias bibliográficas UNEP FAO, IMO, UNDP IUCN, World Fish Center, , ,Boulding, Kenneth E. (1966). The Economics of the Co- GRID-Arendal. (2012). Green Economy in a Blue ming Spaceship Earth. World. www.unep.org/greeneconomy and www.Costanza, R. (Ed.) (1991). Ecological Economics. The unep.org/regionalseas.24 Rocío Hartley