Your SlideShare is downloading. ×
La Evaluación Financiera y la Tasa de Cambio
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Introducing the official SlideShare app

Stunning, full-screen experience for iPhone and Android

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

La Evaluación Financiera y la Tasa de Cambio

8,443
views

Published on

Published in: Economy & Finance, Technology

0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total Views
8,443
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
97
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. UNIVERSIDAD DE ACONCAGUA SEDE TEMUCO CAPÍTULO 6: LA EVALUACIÓN FINANCIERA Y LA TASA DE CAMBIO Asignatura: Preparación y Evaluación de Proyectos Docente : Paolo Castillo Rubio
  • 2. CONSIDERACIONES PRELIMINARES
    • E n el presente capítulo utilizaremos las siguientes definiciones:
    • - Divisa: nombre genérico de la moneda extranjera. Se definirá como un bien transable.
    • - Tasa de cambio: precio de mercado de la divisa.
    • - Devaluación: alza del precio de la divisa.
    • - Revaluación: baja del precio de la divisa.
    • En general, la tasa de cambio está sujeta a intervenciones de la autoridad monetaria y eventualmente es empleada como un mecanismo de control para una expansión desmedida de la economía, o bien como una herramienta de fomento a las exportaciones.
    • Cuando en un FF existen partidas expresadas en moneda extranjera, éstas deben ser ajustadas para eliminar las distorciones causadas por las variaciones de la tasa de cambio.
  • 3. CAMBIOS EN EL PRECIO RELATIVO DE LA DIVISA Consideremos un FF que incluye los costos de un insumo doméstico y uno importado (en US$). En el año “0”, el bien doméstico vale $10 y el importado US$10. Los precios de ambos insumos suben a una tasa de 20% anual, al ritmo de la inflación doméstica y extranjera. En el año base la tasa de cambio oficial es de 1.0, es decir 1$/1US$ y la devaluación es de 5% anual. Un primer análisis nos haría suponer que el precio relativo entre ambos bienes permanece constante. Sin embargo, esto no ocurre así, como se aprecia en el siguiente cuadro, expresado en precios corrientes.
  • 4. RELACIÓN DE PRECIOS ENTRE UN BIEN DOMÉSTICO Y UNO IMPORTADO (PRECIOS CORRIENTES) Nótese que el bien importado se vuelve cada vez más costoso aunque ambos afectos a la misma tasa de inflación. Esto muestra que aunque se trabaje a precios constantes (siguiente tabla), en términos del año base, el bien importado se hace más caro en relación al bien nacional.
  • 5. RELACIÓN DE PRECIOS ENTRE UN BIEN DOMÉSTICO Y UNO IMPORTADO (PRECIOS CONSTANTES) De ambos cuadros anteriores, se aprecia que trabajando los FF a precios corrientes o precios constantes, la variación del precio relativo es la misma para ambos casos. De ello podemos concluir que esta variación no se debe a la inflación sino que a la devaluación . Otra conclusión que podemos extraer es que ésta fue una devaluación real y no fue realizada con la finalidad de mantener la competitividad de los bienes nacionales en los mercados internacionales.
  • 6. LA TASA DE CAMBIO COMO ELEMENTO DE AJUSTE PARA MANTENER LA COMPETITIVIDAD NACIONAL EN LOS MERCADOS EXTRANJEROS La tasa de cambio es una herramienta decisiva para mantener la competitividad nacional en los mercados internacionales, siempre que ella sea determinada con criterios estrictamente técnicos. Para lograr determinar esta tasa existen dos alternativas de trabajo, considerar solamente la inflación interna (en donde se asume que en el exterior -países relevantes- no existe inflación) y la segunda opción consiste en considerar tanto la inflación doméstica como la externa.
  • 7. S Sin considerar la inflación extranjera. En general los precios nacionales y los extranjeros están relacionados como: P = (P*)e Donde: P: precios nacionales expresados en moneda nacional. P*: precios internacionales expresados en moneda extranjera. e: tasa de cambio, por ejemplo $/US$.
  • 8. Si existe inflación interna, los precios nacionales suben al ritmo de la inflación y se tendrá: P (1 + l ) > (P*) e Donde: l : inflación interna del país.
  • 9. Para mantener la igualdad original, el segundo miembro también debe aumentar. Como P* no es controlable por nosotros, la única alternativa que se dispone, es ponderar la tasa de cambio por el mismo inflactor del primer miembro. Así se tiene: P (1 + l ) = (P*) e (1 + l ) En resumen, se debe devaluar al mismo ritmo de la inflación interna, para aumentar la competitividad de nuestros productos en el mercado (interno para competir con los productos importados y externo para con otros exportadores o con los productores internos del país extranjero).
  • 10. Con inflación extranjera y nacional. Llamaremos l a la tasa de inflación nacional y l * a la tasa de inflación extranjera. En estan condiciones se produce el caso: P (1 + l ) <> (P*) e (1 + l * ) Esta condición de indefinición (<>) debemos superarla para volver a la igualdad anterior. Para lograrlo es preciso ponderar la tasa de cambio por un factor, como el siguiente: (1 + l )/(1 + l * )
  • 11. Con ello la condición general de la devaluación “d”, será: d = (e t /e 0 ) – 1 = {e[(1 + l )/(1 + l * )]/e} – 1 = ( l - l * )/(1 + l * ) Donde: d: tasa de devaluación. e t : tasa de cambio en el período “t”. e 0 : tasa de cambio en el período “0” (considerado como base). Nótese que la devaluación, para mantener el equilibrio en el mercado internacional (competitividad de los productos nacionales), puede ser mayor, menor o igual a la tasa de inflación doméstica. La devaluación así calculada es la llamada “devaluación de paridad” d p . Si la tasa de devaluación difiere de la tasa de devaluación de paridad, el precio relativo de la divisa varía. Por tanto, para realizar la evaluación, es imprescindible hacer los ajustes necesarios que reflejen esta variación.
  • 12. AJUSTES POR EL CAMBIO EN EL PRECIO RELATIVO DE LA DIVISA Esta devaluación de paridad, mantiene constante la competitividad de los precios nacionales vigentes en el año “0” o base. No se debe confundir con una posición óptima, sino que debe servir como elemento de comparación para los años restantes del proyecto. Toda diferencia entre la tasa de devaluación de paridad y la tasa de devaluación efectiva de la moneda, es lo que se llama una devaluación real dr, que se definirá como: d r = d – d p = d – [( l – l *)/(1 + l )] Donde: d: tasa de devaluación que se presenta en el período analizado. d p : tasa de devaluación de paridad en el mismo período.
  • 13. Esta tasa de devaluación real así definida, es la que debe utilizarse para calcular la tasa de cambio real para el año “t” que denotaremos por TCR t . Así se tiene: TCR t = TCO 0 (1 + d r ) Donde: TCO 0 : tasa de cambio oficial en el año “0” o año base. Esta TCR es la que debe utilizarse para traducir los precios internacionales constantes, a precios reales expresados en moneda nacional. t
  • 14. En resumen, para realizar los ajustes por cambios relativos en el precio de la divisa, se debe seguir la siguiente secuencia: 1) Calcular la tasa de cambio real para todos los años del proyecto. Si las tasas de inflación y devaluación no son iguales durante el horizonte de evaluación del proyecto, se deberá trabajar año a año. 2) Establecer el FF expresando los bienes domésticos en precios constantes del año base, en moneda nacional y el de los bienes importados o exportados, a precios constantes del año base en moneda extranjera. 3) Traducir los valores expresados en divisas a moneda nacional , utilizando las tasas de cambio reales obtenidas según 1).