Manual de formadores de paz
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×
 

Like this? Share it with your network

Share

Manual de formadores de paz

on

  • 708 views

 

Statistics

Views

Total Views
708
Views on SlideShare
656
Embed Views
52

Actions

Likes
0
Downloads
2
Comments
0

3 Embeds 52

http://programapodes.blogspot.com.ar 36
http://www.programapodes.blogspot.com.ar 15
http://programapodes.blogspot.com 1

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Adobe PDF

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

Manual de formadores de paz Document Transcript

  • 1. FORMAR PARA LA PAZEN ESCENARIOS EDUCATIVOS MANUAL DE FORMADORAS Y FORMADORES Héctor Fabio Ospina Serna Carlos Valerio Echavarría Grajales Sara Victoria Alvarado Salgado Julio Arenas 1
  • 2. &20,7e ,17(5,167,78&,21$/ (/ 352<(&72 &20,7e (,725,$/ ○ ○&(1752 ,17(51$&,21$/ ( (8&$&,Â1 &,1(81,9(56,$ ( 0$1,=$/(6 ○ ○< (6$552//2 +80$12 ¥ &,1( +pFWRU )DELR 2VSLQD 6HUQD &RRUGLQDGRU
  • 3. ○ LUHFWRUD JHQHUDO 0DUWD $UDQJR 0RQWRD &DUORV 9DOHULR (FKDYDUUtD *UDMDOHV ○ ○ &UD  & 1R  0DQL]DOHV 6DUD 9LFWRULD $OYDUDGR 6DOJDGR ○ 7HOHID[    )81$&,Â1 $1721,2 5(675(32 %$5&2 ○ ○ 6LWH ZZZFLQGHFRP 0DUJDULWD 0DUWtQH] $OIpUH] ○ (PDLO GRFWRUDGRFLQGH#XPXPDQL]DOHVHGXFR 6$9( 7+( &+,/5(1 8. ○ ○)81$&,Â1 $1721,2 5(675(32 %$5&2 5RFtR 0RMLFD ○ LUHFWRU HMHFXWLYR 0DUFR $QWRQLR &UX] 5LQFyQ +DGpH 0DUtQ 3DDUHV ○ ○ &UD 1R  3LVR  %RJRWi 81,&() ○ 7HOpIRQR    -RUJH ,YiQ %XOD (VFREDU ○ ○ 6LWH ZZZIXQUHVWUHSREDUFRRUJFR ○ (PDLO IUE#IXQUHVWUHSREDUFRRUJFR $8725(6 (/ 7(;72 ○ ○6$9( 7+( &+,/5(1 8. +pFWRU )DELR 2VSLQD 6HUQD ○ LUHFWRU 3URJUDPD $PpULFD GHO 6XU ○ &DUORV 9DOHULR (FKDYDUUtD *UDMDOHV ○ 5LFKDUG +DUWLOO 6DUD 9LFWRULD $OYDUDGR 6DOJDGR ○ &UD D 1R  2I  %RJRWi ○ -XOLR $UHQDV ○ 7HOpIRQR  ○ (PDLO VFIOVG#VNQHWFR ○ $8725¾$ ( 7(;726 /,7(5$5,26 ○81,&() < &255(&&,Â1 ( (67,/2 ( 7(;726 $&$e0,&26 ○ 5HSUHVHQWDQWH 81,&() ○ -XOLR $UHQDV ○ 0DQXHO +RUDFLR 0DQULTXH &DVWUR ○ &DOOH  1R  3LVRV   %RJRWi ○ ,$*5$0$&,Â1 ,6(f2 ( ,/8675$&,Â1 ○ 7HOpIRQR  ○ 6LWH ZZZXQLFHIRUJFR -DLPH &RUWpV H /RV 5tRV ○81,9(56,$ ( 0$1,=$/(6 0DUJDULWD &DOOH (FKHYHUU ○ ○ 5HFWRU +XJR 6DOD]DU *DUFtD *XLOOHUPR (UQHVWR &DOYDFKH ○ &UD D 1R  0DQL]DOHV ○ ○ 7HOpIRQR  ,*,7$&,Â1 ○ 6LWH ZZZXPDQL]DOHVHGXFR ○ 1DQF )RUHUR &iUGHQDV ○ (PDLO XP#XPXPDQL]DOHVHGXFR ○352*5$0$ 325 /$ 3$= &203$f,$ ( -(6Å6 ○ /RV FRQFHSWRV HPLWLGRV HQ HVWD SXEOLFDFLyQ VRQ ○ 3DUWLFLSy GHO &RPLWp GXUDQWH ORV DxRV  
  • 4. UHVSRQVDELOLGDG GH ORV DXWRUHV ○ LUHFWRU HMHFXWLYR ○ 6H DXWRUL]D OD UHSURGXFFLyQ SDUFLDO R WRWDO VLHPSUH ○ /XLV )HUQDQGR 0~QHUD &RQJRWH 6- FXDQGR VH FLWH OD IXHQWH ○ ○ &DOOH  1R  %RJRWi (VWD SXEOLFDFLyQ FRQWy FRQ HO DSRR HFRQyPLFR GH ○ 7HOpIRQR  ○ &+,/5(1 2) 7+( $1(6 GH ,QJODWHUUD EDMR OD GLUHFFLyQ ○ (PDLO SURSD]VM#XQHWHFRP GH 3LODU $UDQJR 5LEHFN ○ ○ ,6%1  ○ HUHFKRV 5HVHUYDGRV  D HGLFLyQ  HMHPSODUHV ○ ○ 0DQL]DOHV $JRVWR GH  ○ ,PSUHVR SRU (GLWRULDO %ODQHFRORU /WGD  0DQL]DOHV ○ ○ ,PSUHVR HQ &RORPELD 3ULQWHG LQ &RORPELD ○ 2
  • 5. 5(&212&,0,(172(VWH SURHFWR PXFKR PiV TXH XQ VXHxR HV XQD UHDOLGDG TXH VH KD LGR FRQVWUXHQGR JUDFLDV D XQ HPSHxRFROHFWLYR HQ HO TXH KHPRV SDUWLFLSDGR PXFKDV SHUVRQDV H LQVWLWXFLRQHV GHVGH KDFH XQ SRFR PiV GH FXDWURDxRV &RPR XQ UHFRQRFLPLHQWR D FDGD XQD GH HVWDV SHUVRQDV TXH FRQ VXV SUHJXQWDV VX VDEHU VXVLQTXLHWXGHV VREUH WRGR FRQ VXV JDQDV GH FRQVWUXLU KDQ DSRUWDGR VLJXHQ DSRUWDQGR DOJR GH Vt SDUD ODFRPXQLGDG HGXFDWLYD VXV QRPEUHV DSDUHFHQ D FRQWLQXDFLyQ RUJDQL]DGRV DVt HTXLSR IRUPDGRULQVWLWXFLRQHV HGXFDWLYDV HO JUXSR GH MyYHQHV IRUPDGRV IRUPDGDV HQ 0DQL]DOHV &RQILDPRV HQ TXH HVWDVPLVPDV SHUVRQDV VLJDQ LPSXOVDQGR WRGDV ODV DFWLYLGDGHV SURHFWRV TXH VH RULHQWHQ FRQ EDVH HQ YDORUHV SULQFLSLRV XQLYHUVDOHV D OD FRQVWUXFFLyQ GH XQ SDtV PHMRU D OD LQYHQFLyQ GH XQD PHMRU IRUPD GH YLGD HQFRP~Q FHOHEUDPRV WDPELpQ OD OOHJDGD GH WRGD OD JHQWH TXH FUHD HQ HVWDV SURSXHVWDV TXH HQ FXDOTXLHUWLHPSR OXJDU VH YLQFXOH DFWLYDPHQWH D HOODV (48,32 )250$25$50(1,$ 3(5(,5$ 0$1,=$/(6$PSDUR *yPH] &DUROLQD &XELGHV $OHMDQGUR ÀQJHO +pFWRU )DELR 2VSLQD 0DUWKD ,QpV (FKHYHUUL-DLPH $O]DWH (GLQVRQ *UDQDGD $OHMDQGUR 7UXMLOOR +pFWRU =XOXDJD 0yQLFD %HQDYLGHV/HRQDUGR 0XxR] (OL]DEHWK *DOOHJR $QD 0DULD tD] -XDQ 6HEDVWLiQ 6iQFKH] 2OJD &RQVXHOR 3RUUDV3DROD 7RUUHV )DELiQ 0RUDOHV $QJpOLFD 0DUtD 2VSLQD /LQD 0DUtD +RRV 3DXOD 5REOHGR&ODUD 9DOHQFLD /X] 0DULQD 9DOOHMR &DUORV 9DOHULR (FKDYDUUtD /XLV )HOLSH 5RGUtJXH] 6DUD 9LFWRULD $OYDUDGR (IUDtQ 2FDPSR /X] (OHQD *LUDOGR 7RPiV %RWHUR (YHOQ *DUFtD 0DUtD &DPLOD 2VSLQD &DUORV $UWXUR /ySH] *ORULD <DQHWK XTXH 0DULR *DUFtD ,17(*5$17(6 ,167,78&,21(6 ( 3527(&&,Â1 ( 0$1,=$/(6,167,78&,Â1 1,f$61,f26 352)(6,21$/(6 0$5(63$5(6+2*$5 -8$1,7$ 3DROD 9DOHQFLD &DQR 0HOED 0HMtD GH 5HQGyQ %ODQFD 0DUWtQH] 1DQF 2FKRD &DUOD (VFREDU 5RGUtJXH] /X] 6WHOOD 2VSLQD 0DUtD 9HUyQLFD 9LOOHJDV 0HOYD 9DOHQFLD $ULVWL]DEDO 1DQF +HUUHUD /HGL &DUGRQD *ORULD $PSDUR 0HMtD *DOOR <XUDQ 5RFKD *XWLpUUH] *ORULD ,QpV *UDMDOHV *RQ]iOH] <XO &DWKHULQH )HUQiQGH] .HOO $OHMDQGUD 7RUUHV 0DUtD $QJpOLFD 2UR]FR 0DUFHOD 6RDFKH)81$&,Ç1 1,f26 0DULQR 9HJD *LUDOGR <RUODGV &DVWUR 5DPtUH] ,UPD *DOOHJR GH 5HLQRVD( /26 $1(6 -XDQ &DUORV %XULWLFi &DVWDxR -KRQ -DLUR /DUD 0HMtD -DLPH +ROJXtQ /ySH] $GULDQD 9DUJDV *DOOHJR 3DXEOR $QGUpV %XULWLFi &DVWDxR *ORULD 1DQF &iUGHQDV -RVp *RGRIUHGR 9LOOHJDV 0 $UOH $UDQJR *RQ]iOH] 3
  • 6. ,17(*5$17(6 ,167,78&,21(6 ( 3527(&&,Â1 ( 0$1,=$/(6,167,78&,Â1 1,f$61,f26 352)(6,21$/(6 0$5(63$5(6&(1752 5(&(3&,Ç1 )DELR 1HOVRQ =DSDWD *ORULD 3DWULFLD =DSDWD *( 0(125(6 2UODQGR /ySH] 0DUtD GHO 3LODU =XOXDJD $UHQDV &ULVWLDQ &DPLOR 2UWL] /X] 6WHOOD &DVWHOODQRV 9DOHQFLD DYLG *XLOOHUPR -DUDPLOOR $UDQJR -RDTXtQ $OEHUWR *DxiQ /ySH] &pVDU $XJXVWR -LPpQH] &DUGRQD )DQQ %HUQDO -RUJH *RQ]iOH] &DUORV $OEHUWR 2VRULR *XDSDFKD -XOLR &pVDU 6iQFKH] 0DUWtQH]&(1752 ( (6$552//2 9(56$//(6 0yQLFD $OH[DQGUD &DVWDxHGD *RQ]iOH] $GULDQD 0XxR] 6iQFKH] 0DUtD (OLG &DVWDxHGD&5,$1=$ &21 &$5,f2 0DLFRO $OH[LV $ULVWL]DEDO 2UUHJR /XLV )HUQDQGR 2UWL] % 0DUtD GHO 5RVDULR *RQ]iOH] 0yQLFD GHO 3LODU 2FDPSR 2 0yQLFD *LUDOGR $OYDUH] *ORULD 3DWULFLD &DVWLOOR 0DUFR $QWRQLR &DUGRQD %XULWLFi /X] 0HU 5DPtUH] 4XLQWHUR,167,7872 &2/20%,$12 -XDQ 3DEOR $JXLUUH 2OJD 9DOHQFLD *yPH] %ODQFD =HQLGHV *RQ]iOH]( %,(1(67$5 )$0,/,$5 <RODQGD &DUGRQD <DGLUD *RQ]iOH] GH 3XHUWD %HW]DEp %HGRD $QD 0DUtD &DVWDxR &DUPHQ (OLVD /HDO *DUFtD 0RUHOLD /RQGRxR )HOLSH $QWRQLR 9LOOHJDV *ODGV 6DOD]DU )HOLSH &DVWUR *DOOHJR -XOLD &HO $ULDV 0DQXHO 0DXULFLR %XULWLFi /X] 6WHOOD 2VRULR $OED 1HU 2VSLQD 0DUtD (OHQD 7DQJDULIH 0yQLFD 6DOD]DU %HDWUL] =XOXDJD +HOPHUHJLOGR 5XELR LDQD &DUROLQD *DUFtD 6LOYLD 3DWULFLD $ULDV 3DWULFLD 0RUDOHV 9tFWRU $QGUpV +HQDR $GULDQD 9HOiVTXH] +XUWDGR -HQQ 0RQVDOYH 0DUtD ,VDEHO &DPDUJR (GLOPD *RQ]iOH] /LOLDQD 0DUtD $UDQJR 0DUOHQ 6iQFKH] *ORULD 6WHOOD &DVWUR (GLOPD /ySH] ,17(*5$17(6 (6&8(/$6 < &2/(*,26 ( 0$1,=$/(6,167,78&,Â1 1,f$61,f26 352)(6,21$/(6 0$5(63$5(6(6&8(/$ -25*( 52%/(2 :LOPDU 1RUHxD 0DUtD GHO 6RFRUUR 5DPtUH] 0DXULFLR 1RUHxD 0DUtD &HOLD &DQR 2FDPSR .LUPDQ $JXLUUH )ORU 0DULQD 5DPtUH] XTXH -XOLR &pVDU 7UXMLOOR $OLFLD 0XULOOR GH $PDD -KRQ 1HOVRQ *LUDOGR &DUORV $OEHUWR *UDQDGRV 9DOHQFLD -KRQ $OEHUW 9LFWRULD /LQD $OHMDQGUD 5HVWUHSR DQLHO (GXDUGR 0DUWtQH] :LOVRQ $QGUpV 1RUHxD $OEHUWR +HQDR 0DXULFLR 1DUDQMR /HRQDUGR &DUGRQD 4
  • 7. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD] ,17(*5$17(6 (6&8(/$6 < &2/(*,26 ( 0$1,=$/(6,167,78&,Â1 1,f$61,f26 352)(6,21$/(6 0$5(63$5(6&2/(*,2 0$5,$12 263,1$ 3(5(= -DPHV 0XxR] 5DPtUH] 1RHPt *LUDOGR %HQMXPHD 0DUtD &RQVXHOR 5RPiQ +HUQiQGH] +DUULGVRQ 6PLWK $FRVWD )UDQFR &DUROLQD 0XULOOR 0XxR] %iUEDUD 0HQHVHV &DQGH]DQR LDQD 0DUFHOD 9DOHQFLD $ULVWL]DEDO 0DUtD %HDWUL] +RRV 5DPtUH] $OH[DQGUD 0XxR] 5DPtUH] 0DUtD 2OPD tD] &RUUHD LDQD 0DUFHOD 2UUHJR 5DPtUH] (PLOFH =DSDWD &LUR -HQQLIHU %HWDQFRXUW 0RUDOHV <XOLDQD $QGUHD &DVWLOOR 0DUtD <DQHWK 2UWL] XTXH -XOLDQD 5RPiQ +HUQiQGH] -LQHWK $OHMDQGUD 2WDOYDUR 0HQHVHV /HLG -RKDQQD 5RMDV (FKHYHUUL -XOLiQ DYLG 3DUUD *RQ]iOH] /LQD 0DUFHOD $UDQJR )UDQFR -XOLHWK &DWKHULQH +HUQiQGH](6&8(/$ )( < $/(*5,$ &5$06$ &DUORV $QGUpV 7RUR 0DUWtQH] 2VFDU (GXDUGR &DUGRQD -LPpQH] 0DUWKD &HFLOLD 2UR]FR 0DUWtQH] <HQQL &DUROLQD 5HQGyQ 0DUtQ $GULDQD &iUGHQDV /RDL]D $GULDQD 0DUtD 5HLQD )OyUH] RUD ,QpV 7REyQ *LUDOGR /X] +HOHQD 5HQGyQ 2EDQGR (VSHUDQ]D <HSHV &DVWULOOyQ &ODXGLD 0LOHQD 7RUR $ULDV $QJHOD 0DUtD *LUDOGR 0RUDOHV +HUQDQGR *LUDOGR 2VRULR /XLV 6WLYHQ 2FDPSR /ySH] (OLDQD 0DUFHOD $ULDV1250$/ 683(5,25 ( 0$1,=$/(6 )HQLHU $QGUpV 1LHWR 5DPtUH] /HRQDUGR *ULVDOHV *ULVDOHV 1pVWRU (GXDUGR 6DOD]DU 3LHGUDKLWD &DUORV $UWXUR /ySH] 1LxR +HUQiQ )HOLSH 7DQJDULIH 9DQHJDV DQLHO 9LFHQWH 2UWL] 6HUUDQR /XLVD )HUQDQGD $ULVWL]DEDO *yPH] ROO 9DUJDV&2/(*,2 -(6Ê6 0$5,$ *8,1*8( 0HOTXLVHGHF $UEHOiH] 3pUH] /XF +RRV =XOXDJD 2IHOLD 4XLxyQH] 5Xt] /HLG 7DWLDQD 3DWLxR 5RGUtJXH] (GLOPD 2UR]FR &DVWDxR 0HOYD /LOLDQD 3DWLxR 5RGUtJXH] 0DUJDULWD *DUFtD -DUDPLOOR LODQ $OEHUWR *RQ]iOH] 4XLxyQH] 0DULW]D $ULVWL]DEDO =XOXDJD&2/(*,2 /$ 3/$<,7$ (GLWK %ODQGyQ 6 RUD /LFH +HUQiQGH] &DVWDxR LJQRU /DYHUGH 3RVDGD -HQQ $OH[DQGUD *DOOHJR + (VSHUDQ]D 3LQHGD 0RQWDxR 0DUtD $GLHOD /DYHUGH 3RVDGD -RUJH ,YiQ $UHQDV 5 $QD $GLHOD *RQ]iOH] *LUDOGR (ULND -D]PtQ /DYHUGH 3 0DUtD /XFHUR *LUDOGR +LQFDSLp/,&(2 &8/785$/ (8*(1,2 3$&(//, -XOLDQD 0DUtQ & 3DVWRUD 9LOOHJDV $UHQDV 5XE 0DUtQ-251$$ 0$f$1$ 2VFDU (GXDUGR &UX] 1RUPD &HFLOLD 2VRULR XTXH ,VDEHO &ULVWLQD 3DWLxR *DEULHO $QWRQLR &UX] (GLOPD 0XULOOR 0XxR] *ORULD (XJHQLD 6XiUH] -XDQ &DPLOR &UX](6&8(/$ 585$/ 9HUyQLFD $ULDV &iUGHQDV (PPD $FHYHGR 5DPLUR $ULDV 7RUR*8,//(02 *21=$/(= <XOLDQD $ULDV &iUGHQDV *ORULD (OYLUD &iUGHQDV $OYDUH] LDQD 0LOHQD 6RWR %XULWLFi 0DUWKD %XULWLFi GH 6RWR <HQV /RUHQD 6RWR %XULWLFi 3DROD $ULDV *LUDOGR $OHMDQGUR $ULDV *LUDOGR ,YiQ +HUQiQ HOJDGR 2VRULR -KRQ )UHG $ULDV $FHYHGR /X] ,GDOED $ULDV $FHYHGR $QGUpV )HOLSH 0HGLQD 2VSLQD 5
  • 8. ,17(*5$17(6 (6&8(/$6 < &2/(*,26 ( 0$1,=$/(6,167,78&,Â1 1,f$61,f26 352)(6,21$/(6 0$5(63$5(6/,&(2 &8/785$/ (8*(1,2 3$&(//, DQLHO (GXDUGR tD] tD] 7HUHVD &DxyQ /LOLDQD =DEDOD-251$$ 7$5( 1LOYLD $OHMDQGUD 6DOD]DU &DUGRQD %HUHQLFH -DUDPLOOR LDQD 3DWULFLD 2VRULR 1D]DUHWK &DxyQ 0DUtD RULV *RQ]iOH]326735,0$5,$ /$ 75,1,$ &DWDOLQD $ULDV /ySH] 0DUWKD ,QpV 0RQVDOYH (ULND -RKDQD $JXLUUH RUD 0DUOHQ 0DUtQ -HQQ 9LYLDQD $JXLUUH -KRQ -DLUR 9DOHQFLD 9tFWRU $OIRQVR *RQ]iOH] $QGUpV 0DXULFLR 0DUtQ 9tFWRU 0DQXHO 2UWt] -XOLiQ $QGUpV &RUUHD (VWHIDQtD 4XLQWHUR <XG 0DUFHOD $O]DWH $QD 0DUtD +HQDR $QJHOD 0DUtD 6DOD]DU LDQD 3pUH] 5XWK 0DULW]D +HUUHUD 3DEOR $QWRQLR +HUUHUD (GZLQ 6DODYDUULHWD&(1752 ( ,17(*5$&,Ç1 (GQD &DUROLQD -LPpQH] $FRVWD /X] (OHQD 6iQFKH] &ODXGLD (OHQD 0XxR]3238/$5 ,3& +pFWRU -RKDQ 2FKRD 0XxR] /X] 0HUD 6DOLQDV %HWDQFXUWK /XFHOO $FHYHGR 0 /HLG 9DQHVVD &DVWDxHGD 0DUtQ $OED /XFtD *RQ]iOH] 3LQHGD /X] (GLWK $FHYHGR 0 &ULVWLDQ &DPLOR 6DOJDGR 0RVTXHUD ,UPD &DUGRQD 2FDPSR 0DUtD 7HUHVD 0XxR] /X] $QGUHD 6XiUH] $FHYHGR 0DUtD 5XELHOD 9DOHQFLD & /X] 0HUF *RQ]iOH] 2 /DXUD &ULVWLQD 6XiUH] $FHYHGR /X] 0DULQD 0DUXODQGD & 9DQHVVD 5LYHUD $ /X] 1LOVD 7DEDUHV 0DUtQ -KRQ )UHG &DUPRQD /ySH] /X] 0DULQD 5RPiQ 5RGUtJXH] 9LFWRULD (XJHQLD =XOXDJD /X] $PSDUR -DUDPLOOR <HVLFD 7DEDUHV 0 *ORULD /X] 6DQWDFUX] -KRQDWDQ 6DOD]DU -RVp *LOGDUGR 6HUQD =&(1752 (8&$7,92 $15(6 %(//2 &ULVWLDQ (GXDUGR *DOYLV *XHUUD 0DUtD /LELD 9DOHQFLD GH 2FDPSR &ODULEHO $ULDV %HWDQFRXUW 0DUWKD &HFLOLD *UDMDOHV )UDQFR 6WHYHQ GH OD 3DYD 3XOJDUtQ $QD 0DUtD =XOXDJD GH %XULWLFi -RVp 5HLQHO 2VRULR /RDL]D 0DUtD ,UHQH $UFRV GH )UDQFR 0DUtD GHO &DUPHQ $ULDV *yPH] 0DUtD 6RFRUUR 5DPtUH] %XLWUDJR /LQD 0DUtD 0DUWtQH] &DOGHUyQ <RODQGD 6RWR $ULDV 5LFDUGR $OEHUWR 2FDPSR &DVWDxR(6&8(/$ -26( &(/(67,12 087,6 DQLHOD 5LQFyQ &HEDOORV -XDQ LHJR &DVWULOOyQ tD] 0DLUD $OHMDQGUD 8UUHD & /XLV )HUQDQGD *RQ]iOH] /HLG -RKDQQD &DUGRQD % $QD 3ULVFLOD &DUGRQD /HGL 6XODL *DU]yQ $JXLUUH 1HOV -KRDQD 5tRV .DUHQ 6RItD GH ORV 5tRV /XLVD 0DUFHOD &DVWDxHGD 6
  • 9. ,17(*5$17(6 (6&8(/$6 < &2/(*,26 ( $50(1,$,167,78&,Â1 1,f$61,f26 352)(6,21$/(6 0$5(63$5(6,167,7872 ( %$6,&$ -RQ $OH[DQGHU *DUFtD 1~xH] 2OJD 5HHV )HUQiQGH] ,VDEHO &ULVWLQD /R]DGD5(38%/,&$ (/ (&8$25 (OLDQD 0DUFHOD )OyUH] +HQDR )DELROD &iUGHQDV %HUJDxR )DELROD /R]DGD /HRQDUGR &DQR ,VD]D 7HUHVD 2VRULR 8SHJXL 0DUtD &ULVWLQD 0DUWtQH] GH (VWUDGD /X] 0DULQD &iUGHQDV 0DUtQ -DLPH %RWHUR ROO %DUyQ,167,7872 2&(17( )UDQNOLQ -DYLHU XEHUQH tD] 6DQGUD 3DWULFLD &KDYDUULDJD-(6Ê6 0$5,$ 2&$032 )DELiQ *XHUUHUR *RQ]iOH] 0DUtD /HRQRU 0RUDOHV /LOLD 7HUHVD *DU]yQ 2PDU $OHMDQGUR 2UR]FR 0DUtD GHO &DUPHQ 5HQWHUtD *XLOOHUPR 0XULOOR $UOHV DYLG %XULWLFi 2IILU 3pUH] 0DUWKD /X] 5HVWUHSR -HQQ /LJQH /RWHUR )HUQH 3RVDGD HDQLUD 3RVDGD $QJHOD 3DWULFLD )HUQiQGH] $PSDUR $QJHO 0DUtD 5XWK 2FDPSR )DQQ /ySH]&2/(*,2 ( %$6,&$ /$ $,(/$ -KRQ $OHMDQGUR 0DFKDGR % 0DUtD /XF /RQGRxR 5HVWUHSR -XOLHWD +RRV 9 -KRQDWKDQ (PO %XUJRV * RUD 0DUWtQH] iYLOD $PSDUR *DOOHJR 9 -DLUR $QGUpV &DVWDxHGD + 1HOO /ySH] $PHOFLJD 0DUtD $UJHQLV 7UXMLOOR 9DQHVD (VFDQGyQ 6 ,QpV 2FDPSR /X] 6WHOOD 1LxR -KRQ $OH[DQGHU 2FDPSR 7 (OVD /LOLDQD *UDQDGD 9 *UDFLHOD (PLOFHQ &DPDFKR 5 &pVDU -XOLR +LQFDSLp&(1752 (8&$7,92 -HQQLIHU 0iUTXH] (OL]DEHWK 5HHV + *ORULD (OHQD &DVWULOOyQ526$1$ /212f2 $/=$7( &ULVWLDQ &DPLOR /ySH] 0DUWKD &HFLOLD 5tRV  &DUPHQ $PDOLD 7RUUHV .HOO -RKDQD 0RUHQR *XLOOHUPR $UDQJR / 9tFWRU 4XLxRQH] 2OJD -DQHWK tD] &ODUD ,QpV 9DOHQFLD GH 3 RULV $GULDQD 0HMtD )HUQH 5RDR 1RUPD /XFtD 0RQWRD $ $OED /X] -DUDPLOOR -XDQ DYLG *yPH] &DUPHQ]D =XOXDJD -RUJH $QGUpV 9DOHQFLD 0DUtD ,QpV -LPpQH] /XLV $OHMDQGUR 3DODGLQHV &DUPHQ $PDOLD 7RUUHV 1DYDUUHWH 0DUtD )HUQDQGD 0XULOOR &ODUD ,QpV 9DOHQFLD GH 3XHUWD DQLHO 6HEDVWLiQ 0HMtD /X] 0DUtD 5RMDV $QJHOD 0DUtD 5RD 5DIDHO 2UWL] )LJXHURD &DUORV 0DULR 4XLQWHUR %DUUHUR /HLG -RKDQQD *RQ]iOH] 3R]R(6&8(/$ 1250$/ 683(5,25 -DLPH $OIRQVR /HYD 0DUtD ([FHOLQD 5XHGD 3 RUHOLD 6HUQD /ySH] -RKDQ 6WLYQ *DYLULD 0DUtD /X] DU %HOWUiQ & :LOVRQ $FHUR -XDQ DYLG *yPH] 1HOLR 3DODFLRV 0RVTXHUD 0DUWKD &HFLOLD 0HVD -XDQ &DPLOR 5HVWUHSR 5LFDUGR 5RGUtJXH] &UX] RURWD 0DVLWDFRVND &RQWUHUDV (LYHU DYLG 9DOOHFLOOD 5H 9LFHQWH 5RPHUR 5H /X] DU 5XELR (GZLQ %ULWR /RQGRxR -RVp DQLOR %DGLOOR (GLG /R]DGD *LQD 0DUFHOD 4XLQWHUR (OYLD 6DODV /X] DU 6HS~OYHGD 9 /L]HWK $OH[DQGUD *LO /X] DU %HOWUiQ 5RVDOtD 2YLHGR $OED /XFtD 5tRV *ORULD 6DOGDUULDJD 7
  • 10. ,17(*5$17(6 ,167,78&,21(6 (8&$7,9$6 ( 3(5(,5$ ,167,78&,Â1 1,f$61,f26 352)(6,21$/(6 0$5(63$5(6 +2*$5 6$1 9,&(17( .DURO DKLDQD *DUFtD +HUPDQD ,QpV 1DVDy 0DUXULV 7RUUHV HLV 0DUFHOD %HUP~GH] +HUPDQD %ODQFD 1GLD *LUDOGR -RVp $OGHPDU XUiQ -HVVLFD 0DUtD 7RUUHV +HUPDQD /XFHUR 4XLQWHUR 2UODQGR (VWUDGD 0DUtD XUiQ 0DUtD ,UHQH 2VRULR /X] 0LOHQD %RODxRV /DXUD $ULVWL]iEDO +2*$5 02, 3285 72, -RUJH $UPDQGR 4XLQWHUR -LPP $OH[DQGHU $EHOOR 0DUtD /LELD 0RUDOHV &DUORV $QGUpV 6XiUH] 0DUFHOD &iUGHQDV 5RGULJR 4XLQWHUR /LOLDQD 9DOHQFLD ,QpV &yUGRED $QD 6RItD 6DOD]DU ,VDEHO &yUGRED )81$&,21 &8/785$/ &ODXGLD ,EDUUD *DEULHO 9DOHQFLD *(50,1$12 1DWDO &DUYDMDO *ODGV $UUHGRQGR 0DUWKD /XFtD %DxRO +LOGH 9HOiVTXH] LDQD 0RQWHQHJUR -HQQ &DVWDxHGD (6&8(/$ &,8$ ( 0$1,=$/(6 %UHLV 0RUDOHV )HOLFLGDG /ORUHGD 7DWLDQD *yPH] $UODGV +HQDR &ULVWLDQ 0DXULFLR $UHQDV $OHMDQGUD 7DEDUHV 0DXULFLR &DVWLOOR 0HMtD $OHMDQGUD 7DEDUHV 3R]RV 9tFWRU $OIRQVR 3LHGUDKLWD &2/(*,2 &203$57,5 /$6 %5,6$6 <XOLDQD $QGUHD $UHQDV 0ULDP -DQHWK $PDGRU ,YiQ 0DQXHO /RQGRxR $ORQVR &DVWDxR &pVDU ,YiQ 7RUUHV &ODXGLD $QGUHD &KLFD 3DROD /ySH] <XOLDQD $QGUHD $UHQDV &2/(*,2 %$6,&2 0$7(&$f$ 0LOHQD %DOOHVWHURV -DQHWK *XWLpUUH] 0DLUD XUiQ 1RHOLD XTXH )DELR *UDQDGD 2UODQGR 3LQHGD &DUPHQ]D /ySH] &(1752 2&(17( &$1&(/(6 -DLPH $OEHUWR 3HVFDGRU 0HUFHGHV (VSLQR]D )ORU 0DUtD $O]DWH -XDQ 0DQXHO /RQGRxR 6LUOH *DUFtD )OyUH] 5HQ]R 6HEDVWLiQ -DUDPLOOR /LOLDQD 3DODFLR 0DFKDGR =DLUD &DWDOLQD 9LOOHJDV HQQLV 0DUFHOD 9DOHQFLD -KRQ :LOOLDP 4XLQWHUR *5832 ( -Â9(1(6 )250$26 < )250$$6 (1 0$1,=$/(6 $OH[DQGUD 0XxR] 5DPtUH] )HQLHU $QGUpV 1LHWR -XOLR $UPDQGR 2UWL] 0HOYD /LOLDQD 3DWLxR $QGUpV )HOLSH 5tRV -DPHV 0XxR] 5DPtUH] /HLG -RKDQD &DUGRQD 1DQF 2FKRD 5tRV $UOH $UDQJR -HQQLIHU %HWDQFXU /HLG 7DWLDQD 3DWLxR 1DWDOLD 0RQWRD *DUFtD &DUORV $OEHUWR 2VRULR -HQQLIHU 0DULHWD %XULWLFi $JXGHOR /HG -RKDQD 5RMDV 1pVWRU (GXDUGR 6DOD]DU &pVDU $XJXVWR -LPpQH] -RH +HPEHHUV *DUFtD /LQD 0DUFHOD $UDQJR 3DROD &DQR &ULVWLDQ &DPLOR 2UWL] -RUJH $OH[DQGHU +HQDR /XLVD )HUQDQGD $ULVWL]iEDO 3DXEOR $QGUpV %XULWLFi LDQD 0DUFHOD 2UUHJR -RVp *RGRIUHGR 9LOOHJDV 0DQROR +HUQiQGH] 6DQGUD 6HS~OYHGD LDQD 0DUFHOD 9DOHQFLD -XDQ &DUORV %XULWLFi 0DQXHO $QGUH $ODUFyQ :LOO $OH[DQGHU %RUMDV LHJR $UOH %DUUHUD -XDQ 3DEOR tD] 0DUtD 9HUyQLFD 9LOOHJDV :LOVRQ +HUQiQ 2UR]FR (YD &ULVWLQD 0RUDOHV -XOLiQ DYLG 3DUUD 0DULQR 9HJD *LUDOGR <XOLDQD $QGUHD &DVWLOOR )DELR 1HOVRQ =DSDWD -XOLDQD 5RPiQ 0HOTXLVHGHF $UEHOiH]8 8
  • 11. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD] ContenidoPresentación.....................................................................................10La abuela que sabía multiplicar..........................................................11ASÍ EMPEZAMOS...............................................................................20METODOLOGÍA....................................................................................26PRINCIPIOS PEDAGÓGICOS DE LA PROPUESTA EDUCATIVA.......31LO QUE HEMOS HECHO HASTA AHORA...................................42Equipos formadores y multiplicadores.............................................44LOS CUATRO CAMINOS...............................................................47El Camino del Afecto............................................................................49El Camino de la Creatividad.............................................................60El Camino de lo Ético.......................................................................80El Camino de lo Político...................................................................97HERRAMIENTAS................................................................................131Articulación del proyecto a la vida institucional..............................131Articulación del proyecto a las diferentes áreas...............................137Lineamientos generales para la elaboración de los talleres................143Jornadas por la paz.......................................................................156Sugerencias para realizar la planeación................................................157Sugerencias para realizar la evaluación.................................................160Instrucciones para el uso del manual............................................................168 9
  • 12. Presentación Este es un relato sobre la vida de un niño colombiano de once años que en el año 2055comparte los días con su abuela y su abuelo, va a la escuela, lee, canta en la plaza, sueña, monta enbicicleta por el barrio y añora a su madre. Pero esta historia simple desprovista de complejidadesliterarias es sólo el pretexto que hemos escogido para compartir con la gente y con las institucioneseducativas la experiencia de un proyecto de formación para la paz, ambicioso quizás pero a nuestrojuicio positivo y viable. Este proyecto llamado “Niñas, niños y jóvenes constructores de paz”, se ha venido trabajandodesde 1998 en 29 instituciones educativas de alta problemática social en Colombia, de las cualeshacen parte escuelas, colegios oficiales e instituciones de protección, de las tres capitales de losDepartamentos del Eje Cafetero. Esto quiere decir que el material que ahora presentamos no es frutode la improvisación; no es un punto de partida meramente teórico que proponemos para que con élse experimente, sino exactamente lo contrario, es decir, es el resultado de un proceso de investigaciónque involucra experiencias derivadas de un trabajo de campo sostenido, metódico y arduo, las que asu vez se complementan y se nutren con aspectos conceptuales fundamentados en la profundizaciónacadémica. El proyecto se concibió a partir del planteamiento del problema de la violencia en Colombia yde la búsqueda de soluciones. Se llegó a la conclusión de que las soluciones pensadas surgengeneralmente de la mirada adulta. Nació entonces la propuesta: intentemos escuchar la voz y laspalabras de las niñas, niños y jóvenes; hagamos un esfuerzo por saber cómo entienden ellas y ellos laviolencia, en dónde la identifican, en qué situaciones la viven, qué tanto les duele, cómo les afecta,qué entienden por paz, cómo se imaginan una vida no violenta. Las respuestas a estas preguntas se buscaron a través de talleres, entrevistas, encuestas, diálogosy diversas actividades desarrolladas en las instituciones educativas. De esta manera se logró acceder alas voces, palabras y conceptos de una muestra importante de la gente no adulta, y aun con el margende error que tiene el ejercicio de escuchar, se obtuvo una base concreta a partir de la cual se diseñóuna propuesta educativa, que es en lo que consiste, en síntesis, este proyecto. Con esta propuesta educativa para la construcción de paz diseñada y llevada a cabo por laspropias niñas, niños y jóvenes, se pretende impactar en las actitudes, los valores y los imaginarios –base de los procesos de construcción de paz– de las niñas, niños y jóvenes, por medio del desarrollode los potenciales afectivo, creativo, ético y político. El material de trabajo “FORMAR PARA LA PAZEN ESCENARIOS EDUCATIVOS” está conformado por una serie de cuatro documentos: “Manual deFormadoras y Formadores”, “Manual de Educadoras y Educadores”, “Cartilla de Niñas y Niños” y“Cartilla de Madres y Padres”. En los cuatro materiales la propuesta educativa y la historia son lasmismas. Las diferencias entre uno y otro material están principalmente en el lenguaje y en laprofundización de algunos conceptos. El presente Manual –Formadoras y Formadores– plantea losfundamentos conceptuales, pedagógicos, metodológicos y operativos del proyecto. Con la difusión de este material pretendemos que otras instituciones y otros procesos de búsquedade paz aprovechen nuestra experiencia y se beneficien de ella, pues creemos que eso puede hacerlemucho bien a nuestro país actual, y con mayor razón a nuestro país del futuro. 10
  • 13. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]La abuelaque sabíamultiplicar○ ○ ○ ○ ○ ○ ○ ○ ○ ○ ○ ○ ○ ○ ○ ○ ○ ○ ○( n el año 2055, cuando el mundo aún se dividía en países y a éstos no losseparaban sólo montañas, valles, mares oríos sino además unas extrañas ycomplicadas líneas invisibles llamadaslímites y fronteras, existía entre tantasotras una hermosa nación: Colombia.A Colombia la cruzaban tresinmensas cordilleras, sebañaba en dos océanos ycalmaba su sed con cientosy cientos de quebradas y ríosinterminables que discurrían bajo lasombra de millones de árbolesfrondosos llenos de micos,serpientes y pájaros de todos loscolores. En pocas horas se pasabade la arena salada y del calor de undesierto al frío y a la nieve perpetuade una sierra o de un volcán entrelas nubes. Había ciudades grandes ymodernas llenas de luces en dondetodo era veloz, cómodo y práctico.Había también innumerables pueblostípicos colombianos, fríos, calienteso templados, en los que cuando 11
  • 14. llegaba el tiempo, si es que llegaba, se detenía en la primera tienda que encontraba, setomaba una cerveza y se quedaba flotando sobre el halo del calor del medio día, o sobrela niebla fría de un anochecer en lo alto de las montañas. En fin, eran ciudades, caseríos,pueblos y veredas pobladas de gentes que habían superado los tiempos más dolorososde su joven historia como país, tiempos afortunadamente ya pasados en los que la vidatenía el valor de un plato de comida y los caminos parecían cerrados para siempre. Co-lombia era por fin, después de tanto dolor, una grande, variada, y renacida nación. Y enuna cualquiera de esas poblaciones, quizás en algún pueblito colgado de las montañasdel centro del país, vivía la abuela que sabía multiplicar. Tenía entonces 68 años reciéncumplidos. Su esposo tenía 66, y casi desde los tiempos de la escuela cuando apenascomenzaba el siglo XXI compartían las alegrías y los sinsabores de la vida en pareja. Tuvieronuna hermosa hija, negra como su madre y su padre y como una noche sin estrellas, a laque llamaron Filomena, quien a sus treinta y cinco años decidió tener un hijo y lo tuvo, yle llamó Ramón, y le dio su amor, su leche y sus palabras, y una y otra vez discutió con él,y una y otra vez se disgustó y se reconcilió cuantas veces fuenecesario, y sonrió otras tantas veces, y jugó y le cantó, y seestremeció, y soñó junto a él y después se fue a conocer tierraslejanas al otro lado del mundo,prometiendo que más prontoque tarde regresaría asu lado. Desdeentonces Ramón seconvirtió en la vozcantante de la casade la abuela y delabuelo. Pero nosólo por ser el que máshablaba de los tres, sinoporque para él todo eracanto. 12
  • 15. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD] $EXHOD FiQWDPH OD FDQFLyQ GH ORV JRGRV ORV OLEHUDOHV œVL" $KRUD QR PLMR 9R D OD FRFLQD SRUTXH HO YLHMR HVWi VROR KDFLHQGR HO DOPXHU]R 4XLHUR YHU TXp VH OH RIUHFH pMDOR WUDQTXLOR DEXHOD $ pO OH JXVWD HVWDU VROR HQ OD FRFLQD QR QHFHVLWD DXGD (Q FDPELR R QHFHVLWR TXH W~ PH FDQWHV OD FDQFLyQ 3HUR HV TXH HVD FDQFLyQ HV PiV YLHMD TXH OD FRVWXPEUH GH DQGDU D SLH 3XHV SRU OR PLVPR DEL FiQWDPHOD SRU IDYRU HV TXH QR HQWLHQGR DOJXQDV FRVDV 8II (VWi ELHQ DEXHO R HOR TXH OORU RUDQGR´$ TXLpQ HQJDxDV DEXHOR R Vp TXH W~ HVWiV OORUDQGR DLW TXH WDL TXH DUULEDHQGH TXH WDLWD TXH PDPD DUULED HVWiQ GHVFDQVDQGRQXQFD PH GLMLVWH FyPR WDPSRFR PH KDV GLFKR FXiQGRQXQFD GLMLVWH WDPSRFR FXiQGRSHUR HQ HO FHUUR KD GRV FUXFHV TXH WH OR HVWiQ UHFRUGDQGRµSHUR FHUU FUX TXH WH OR UHFRU HFRUGDQGRµ œRV FUXFHV HQ HO FHUUR" $ YHU œTXLHUHV GHFLU TXH HO SDSi OD PDPi GHO PXFKDFKR PXULHURQ" <R QR TXLHUR GHFLU QDGD PLMR OR GLFH OD FDQFLyQ %XHQR VL D OR Vp œ3HUR TXp SDVy" 6XSRQJR TXH ORV PDWDURQ HV OR TXH R GHGX]FR œ/RV PDWDURQ" œ4XLpQ" œSRU TXp" $ PL QLHWR GHO DOPD (V XQD ODUJD GRORURVD KLVWRULD TXH RMDOi QR VH UHSLWD QXQFD %XHQR SXHV FXpQWDPHOD SDUD TXH QR VH UHSLWD %LHQ 3HUR YR D FRQWDUWH OD KLVWRULD FRPR R OD YLYt HQ OD HVFXHOD TXH HUD PiV R PHQRV OR PLVPR TXH VXFHGtD HQ HO SDtV 9DOH 0L HVFXHOD HUD XQ VLWLR YLROHQWR PXFKDV YHFHV WULVWH 1R KDEtD UHVSHWR QL DIHFWR ORV QLxRV JUDQGHV OHV SHJDEDQ D ORV QLxRV SHTXHxRV ORV KRPEUHV HUDQ EUXVFRV FRQ ODV PXMHUHV HOODV SURWHVWDEDQ SHUR HQ HO IRQGR SHQVDEDQ TXH HVR HUD OR QRUPDO œ$ WL WH SHJDEDQ WDPELpQ" 8II PXFKDV YHFHV R HUD WDQ WRQWD TXH PH TXHGDED FDOODGD R VLPSOHPHQWH PH SRQtD D OORUDU 4Xp HVFXHOD WDQ UDUD DEXHOD œ3RU TXp QR WH FDPELDEDV D RWUD" 7RGDV HUDQ LJXDOHV PLMR R DO PHQRV PX SDUHFLGDV /D PtD HV WDQ GLIHUHQWH 13
  • 16. 5 amón había heredado de su abuelo una especie de propensión compulsiva hacia la ensoñación, razón por la que no le costaba ningún trabajo elevarse en cualquier momento. Estando solo le gustaba bucear por toda la casa buscando tesoros escondidos con su escafandra imaginaria de comienzos del siglo XX, o dar saltos cada vez más altos hasta tocar el cielo y mojarse con el agua de las nubes la yema de los dedos. A veces, cuando pensaba en su escuela, volaba de un solo salto a ese fantástico lugar; pero si era una de esas ocasiones en las que la abuela quería conversar también, ella solía pescarlo en el aire: œHFtDV" 5DPyQ 0RQFKRRR œ4Xp" ª5HJUHVDED HO QLxR VREUHVDOWDGR 0H LEDV D KDEODU GH WX HVFXHOD ªGHFtD FRQ WHUQXUD VX DEXHOD $K Vt 4XH HQ PL HVFXHOD WRGR HV PX GLIHUHQWH DEXHOD 3RU VXSXHVWR PLMR SHUR HV TXH KD FRUULGR PXFKD DJXD EDMR ORV SXHQWHV )XH SUHFLVDPHQWH HQ HVD pSRFD FXDQGR HPSH]DPRV XQ WUDEDMR PX ERQLWR SDUD LQWHQWDU FDPELDU ODV FRVDV SDUD TXH ODV JHQWHV GH WX JHQHUDFLyQ SXGLHUDQ GLVIUXWDU OR TXH DKRUD WLHQHQ14
  • 17. œ4Xp KLFLHURQ" 8 WDQWDV FRVDV 3HUR SULPHUR GpMDPH WHUPLQDU OD KLVWRULD GH PL YLHMD HVFXHOD VLHPSUH KDEtD SHOHDV RGLR PDODV SDODEUDV PDOWUDWR &RJtDPRV VLQ SHUPLVR ODV FRVDV DMHQDV QRV HVFDSiEDPRV GH OD HVFXHOD FRPR VL IXHUD XQD FiUFHO QR DWHQGtDPRV D ODV FODVHV PHQWtDPRV QRV HQWUHWHQtDPRV HVFXFKDQGR FKLVPHV DxiEDPRV HO PHGLR DPELHQWH PDWiEDPRV D ORV DQLPDOHV VLQ QHFHVLGDG 6L XQ QLxR HUD MXLFLRVR TXHUtD SRQHU DWHQFLyQ D OD FODVH OH SHJiEDPRV R OH SRQtDPRV DSRGRV QR UHVSHWiEDPRV D ORV HGXFDGRUHV HGXFDGRUDV GDxiEDPRV ORV VDORQHV ORV SXSLWUHV ORV EDxRV 1R HQWLHQGR DEL œDxDEDQ VX SURSLD HVFXHOD" (V TXH QR OD VHQWtDPRV FRPR VL IXHUD QXHVWUD R WDO YH] HUD TXH QR DSUHFLiEDPRV QXHVWUDV SURSLDV FRVDV PHMRU GLFKR QR QRV TXHUtDPRV (VR QR SXHGH VHU DEL &yPR QR VH YD D TXHUHU XQR PLVPR 3XHV D YHV DVt pUDPRV 3HUR QR KH WHUPLQDGR SDUD UHPDWDU QRV DEXUUtDPRV SRUTXH ORV HGXFDGRUHV HGXFDGRUDV QRV KDEODEDQ VLHPSUH GH OR PLVPR HQ OD PLVPD IRUPD $EL PL HVFXHOD QR HV TXH VHD HO SDUDtVR SHUR QR WHQHPRV XQD YLROHQFLD FRPR OD TXH W~ FXHQWDV (O SDtV HV RWUR WDPELpQ PLMR <D QR HV HO GH OD FDQFLyQ GHO DEXHOR (VFXFKD OD FDEH] YLHMR DFDULFLDQGR PX´%DMy OD FDEH]D HO YLHMR DFDULFLDQGR DO PXFKDFKR WL UD RGLR WRGR FDPELDGRGLMR WLHQHV UD]yQ KLMR HO RGLR WRGR KD FDPELDGRORV SLRQHV VH IXHURQ OHMRV HO VXUFR HVWi DEDQGRQDGR SLRQHV IXHURQ OHMRV VX D IDOW IXHU] DOWDQ WDQ DQW DUDGRD Pt D PH IDOWDQ IXHU]DV PH SHVD WDQWR HO DUDGR HUHV WDQ VyOR XQ DUULED UDQFKRµ W~ HUHV WDQ VyOR XQ QLxR SD· VDFDU DUULED HO UDQFKRµ (V TXH HVH QR HV RWUR SDtV VLQR XQ PXQGR WRWDOPHQWH GLVWLQWR RV PXQGRV PX GLIHUHQWHV PLMR 0H FRQVWD (Q HO PXQGR PtR GH HVH HQWRQFHV ODV PXMHUHV WHQtDPRV PXFKDV GHVYHQWDMDV IUHQWH D ORV KRPEUHV œHVYHQWDMDV" (Q HO QXHVWUR ORV QLxRV ODV QLxDV WHQHPRV ODV PLVPDV YHQWDMDV GHVYHQWDMDV $Vt Vt HV ERQLWR $ Pt PH JXVWD DEL SRUTXH DGHPiV H[SUHVDPRV OR TXH VHQWLPRV FRQ WUDQTXLOLGDG 6RPRV XQ JUXSR XQLGR GH FRUD]yQ &RPR QXHVWUD IDPLOLD œR QR" &ODUR DEL &RPR OD IDPLOLD $ SURSyVLWR œVDEHV XQD FRVD" 3RU PiV OHMRV TXH HVWp PL PDPi WH MXUR TXH OD VLHQWR FHUFD DXQTXH OD YHUGDG HV TXH OD SUHILHUR DTXt VHQWDGD SDUD RtUOD SDUD SRGHU YHU FyPR VH OH DUUXJDQ ORV RMRV FXDQGR VH UtH SDUD YHUOD FDPLQDQGR SRU HO FRUUHGRU SDUD ROHUOD SDUD VHQWLUOH OD SLHO FXDQGR PH EHVD PH DEUD]D 15
  • 18. & uando hablaba de su madre al pequeño Ramón se le escapaba la mirada por la por la ventana como si estuviera hablándole a ella, como si sus ojos tuvieran alas yquisieran llegar hasta esas lejanas tierras que inventaba en su mente para ver en ellas a suquerida madre del alma. Este pequeño hombre de once años, mulato y altivo, dejaba quesus ojos y su espíritu se perdieran por encima de las montañas, atravesando mares, ciudades,selvas y ríos. Sus ojos, en efecto, volaban; esos bellos ojos de color impreciso que cambiabande verde claro a verde oscuro según la luz, ojos viajeros heredados de un padre de pielrosada y alma de aventurero que no esperó a conocer a su hijo ni se quedó al lado de sumadre por no renunciar a su oficio de caminante. Pero a la abuela no le gustaba que sunieto se dejara llevar por la melancolía, y lo interrumpía con delicadeza: 7X PDGUH D YHQGUi DOJ~Q GtD FXDQGR VH FDQVH GH PLUDU RWUDV FRVDV R FXDQGR OH KDJDPRV WDQWD IDOWD TXH QR OR UHVLVWD PiV 3HUR QR QRV SRQJDPRV WULVWHV VtJXHPH FRQWDQGR (Q PL HVFXHOD ªFRQWLQXDED HO QLxRª LQWHQWDPRV VHU FDGD YH] PiV WROHUDQWHV IUHQWH D ODV GLIHUHQFLDV SXHV WHQHPRV OD VHJXULGDG GH TXH QDGLH HV PHMRU R SHRU SRU VHU QHJUR PXMHU PXVXOPiQ R OLEHUDO 4Xp FRVDV WLHQH OD YLGD PLMR (Q ORV WLHPSRV HQ TXH R HUD QLxD ODV PXMHUHV VXSXHVWDPHQWH HUDQ PiV KiELOHV SDUD ODV ODERUHV GRPpVWLFDV PLHQWUDV TXH ORV KRPEUHV OR HUDQ SDUD HO WUDEDMR LQWHOHFWXDO SDUD PDQHMDU ORV DSDUDWRV PRGHUQRV -D -D  WDQ FKLVWRVR %XHQR FKLVWRVR QR 0iV ELHQ LQFUHtEOH 7HUULEOH 3HUR FXpQWDPH PiV GH WX HVFXHOD TXHULGR 5DPyQ TXH PH HPRFLRQD RtUWH (Q PL HVFXHOD SURFXUDPRV UHVROYHU ORV FRQIOLFWRV GLDORJDQGR HVFXFKiQGRQRV WUDWDQGR GH VHQWLU D TXLHQ WHQHPRV DO IUHQWH LQWHQWDQGR TXH OD UDELD QR QRV FLHJXH /R TXH R FUHR PLMR HV TXH OD GLIHUHQFLD HVWi HQ TXH DKRUD ODV JHQWHV SRU OR JHQHUDO VH TXLHUHQ D Vt PLVPDV < DO SODQHWD HQWHUR )tMDWH TXH QR PDWDPRV LQQHFHVDULDPHQWH D ORV DQLPDOHV QL GHVWUXLPRV ORV iUEROHV ODV IORUHV SRU RFLRVLGDG QR WLUDPRV DO UtR QL DO VXHOR OD EDVXUD SDUD QR FRQWDPLQDU HO DJXD TXH QRV WRPDPRV HO DLUH TXH UHVSLUDPRV < DGHPiV LQWHQWDPRV HVFXFKDU DSUHQGHU TXH HO VLOHQFLR WDPELpQ HV PDUDYLOORVR 16
  • 19. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]( l silencio era en esa casa una fantástica palabra que con sólo nombrarse traía consigo ciertos momentos llenos de magia en losque la abuela y el nieto solían quedarse callados y quietos como lasnubes del amanecer, mirando fijamente pero sin ver, con los ojos dirigidosa cualquier lugar inexistente y tan distantes de la tierra como si hubieranemprendido el vuelo. El abuelo los aterrizaba gritando desde el comedorla mejor noticia de los sábados al mediodía: ESTÁ SERVIDO ELALMUERZOOOOOOOOOO. Y los tres se sentaban a la mesa, a charlary a comer. $EXHOLWD œ SRU TXp HQ HO EDUULR WH GLFHQ OD DEXHOD TXH VDEH PXOWLSOLFDU" 3RUTXH R WHQtD XQDV IXQFLRQHV PX LPSRUWDQWHV HQ HVD WDUHD TXH LQLFLDPRV KDFH PiV GH  DxRV TXH D~Q QR WHUPLQD PH JXVWDED WDQWR TXH DSUHQGt PX ELHQ HO RILFLR GH PXOWLSOLFDU 3HUR HVR WH OR H[SOLFR OXHJR œWH SDUHFH" (QWRQFHV HV KRUD GH YROYHU D FDQWDU DEL (V KRUD GH DOPRU]DU GLUtD R GHVSXpV GH DOPRU]DU PH YR D OOHYDUOH OD ELFLFOHWD D 3HSH SDUD TXH OH DMXVWH ORV FDPELRV $GHPiV OH WRFD D WX DEXHOR TXH FDQWD PHMRU 3HUR WyPDWH HO VDQFRFKR TXH VH WH HQIUtD 17
  • 20. < en efecto, inmediatamente después del almuerzo... $EXHOR FDQWD OD FDQFLyQ GHO DEXHOR SRU IDYRU 0PP DOHHHHH (VWi ELHQ SHUR DFRPSixDPH D OD FRFLQD PLHQWUDV ODYR ORV SODWRV YDPRV FDQWDQGR %LHQ &KXFKR DUULHUR ULHU TXH YLYH ORV FDxDOHV ´0H GLFH &KXFKR HO DUULHUR HO TXH YLYH HQ ORV FDxDOHV TXH D XQRV ORV PDWDQ SRU JRGRV D R WURV SRU OLEHUDOHV TXH XQRV ORV PDWDQ RW OLEHUDOHV LEHUDO 3HU R HVR TXp LPSRUWD DEXHOR HQ WRQFHV TXp HV OR TXH YDOH HUR LPSRUWD DEXHO HQW HOR OR TXH YDO DOH DLW IXHURQ WDQ EXHQRV QDGLH OH KLFLHU PDOHV WDL HURQ PLV WDLWDV IXHURQ WDQ EXHQRV D QDGLH OH KLFLHU RQ PDOHV VyOR XQD FRVD FRPSUHQGR TXH DQ WH LRV VRPRV LJXDOHV VyOR XQD FRPSUHQGR TXH DQW LRV LJ DOHV $SDUHFHQ HQ HOHFFLRQHV HVRV TX H OODPDQ FDXGLOORV $SDUHFHQ HOHFFL HFFLRQHV TXH OODPDQ FDXGLOORV TXH SURPH RPHW HVFXHODV SXHQW TXH DQGDQ SU RPH WLHQGR HVF XHODV S XHQ WHV GRQGH QR KD UtRV DO DOPD GHO FDPSHVLQR OOHJD HO FRORU SDUWLGLVWD OOHJD FRO SDUWLGLVW LGLVWD HQ WRQFHV VH DSUHQGH D RGLDU KDVWD D TXLHQ IXH V X EXHQ YHFLQR HQW DSUHQGH RGLDU KDVWD TXLHQ IX VX EXHQ YHFLQR WRGR SRU HVRV PDOGLWRV SROLWLTXHURV GH RILFLR $KRUD WH FRPSUHQGR DEX HOR $KRUD WH FRPSUHQGR DEXHO HOR LRV VLJDV OORU RUDQGRµ SRU LRV QR VLJDV OORUDQGRµ1818
  • 21. 4Xp WULVWH DEXHOR0XFKR PXFKRœ< HVD HV OD KLVWRULD GHO SDtV DEXHOLWR"0iV R PHQRV PLMR LJDPRV TXH HVD HV OD SDUWH WULVWH GH OD KLVWRULDœ< TXp IXH OR TXH KLFLHURQ XVWHGHV HQ OD HVFXHOD"$K HVR Vt IXH PX ERQLWR (V DOJR SDUHFLGR D OR TXH XVWHGHV KDFHQ DKRUD HQ WX HVFXHODSHUR DTXHOORV HUDQ WLHPSRV PX GXURV SDUHFtD LPSRVLEOH TXH SXGLpUDPRV FDPELDUPXFKDV FRVDV TXH DIRUWXQDGDPHQWH FDPELDPRV3HUR TXp IXH OR TXH KLFLHURQ D OR KH SUHJXQWDGR PiV GH PLO YHFHV&DUDPED &XDQGR WH GD WH GD œQR" 3HUR EXHQR SDUD UHVXPLUWH WH GLUp TXH HQ HVD pSRFDHQ HO SDtV FDGD FXDO WLUDED SDUD VX ODGR VHJ~Q VX FRQYHQLHQFLD OD SODWD HUD OR PiVLPSRUWDQWH QR LPSRUWDED GH TXp PDQHUD VH FRQVLJXLHUD PX SRFRV WHQtDQ PXFKR PXFKRV QR WHQtDQ QDGD pUDPRV YLROHQWRV HJRtVWDV OD YLGD YDOtD PX SRFR  PHMRUGLFKR SDUHFtD TXH QR QRV TXLVLpUDPRV/R PLVPR TXH HQ WX HVFXHOD([DFWR +DVWD TXH XQ EXHQ GtD OOHJDURQ XQDV SHUVRQDV GH QR Vp GyQGH TXH GLMHURQ VHU GHO(TXLSR GH )RUPDGRUDV )RUPDGRUHV D FRPHQWDUQRV TXH HUD HQWUH WRGDV WRGRV LQFOXLGRVORV QLxRV ODV QLxDV OD JHQWH MRYHQ FRPR SRGtDPRV KDFHU FRVDV TXH YDOLHUDQ OD SHQDSDUD PHMRUDU OD YLGD HQ OD HVFXHOD HQ OD IDPLOLD HQ ODV LQVWLWXFLRQHV HQ HO EDUULR HQ HOSXHEOR HQWHUR HQ HO SDtV4Xp WDUHtWD œQR"6t PLMR $O SULQFLSLR QRV SDUHFtD LPSRVLEOH TXH WXYLpUDPRV WDQWD FDSDFLGDG SXHV HUD FRPRFUHHU TXH SRGtDPRV FDPELDU HO PXQGR < D YHV QR FDPELDPRV DO SODQHWD SHURFDPELDPRV QXHVWUR SHTXHxR PXQGR HVFRODU R FUHR TXH GH DOJXQD PDQHUD HO SXHEOR HOSDtV HO SODQHWD FDPELDURQ XQ SRFR D SDUWLU GH OR TXH KLFLPRVœ< W~ D FRQRFtDV D PL DEXHOD"%XHQR FRQRFHUOD FRQRFHUOD GLJDPRV TXH QR SHUR OD KDEtD YLVWR PXFKR HQ ORV UHFUHRV< FXDQGR OOHJy HVWD JHQWH FRQ HO FXHQWR GH PHMRUDU OD YLGD WX DEXHOD TXH WHQtD  DxRV XQ DIUR SUHFLRVR PiV RMRV TXH XQD SLxD PDO SHODGD IXH GH ODV PiV HQWXVLDVWDV HQWUHWRGRV WRGDV OD HOHJLPRV FRPR XQD GH ODV PXOWLSOLFDGRUDV$K SRU HVR HV TXH OH GLFHQ6t SRU HVR PLVPR HV3HUR œTXp VLJQLILFD HVR GH VHU PXOWLSOLFDGRUD" 3RUTXH R WDPELpQ Vp PXOWLSOLFDU GHVGHKDFH UDDDDDWR(VD HV RWUD FODVH GH PXOWLSOLFDFLyQ SDUHFLGD SHUR GLIHUHQWH 7HQJR XQD LGHD WX DEXHODWLHQH WRGR HVH PDWHULDO JXDUGDGR HQ HO FRPSXWDGRU DGHPiV WLHQH XQDV FDMDV OOHQDV GHSDSHOHV YLHMRV DPDULOORV FRQ WRGRV HVRV WDOOHUHV DFWLYLGDGHV TXH KLFLPRV3HUR SULPHUR FXpQWDPH TXp IXH OR TXH KLFLHURQ(Q XQD SDODEUD PL DPDGR QLHWR OR TXH KLFLPRV IXH HPSH]DU D FRQVWUXLU$ FRQVWUXLU TXp DEXHOLWR3D] PL DPRU 1DGD PHQRV TXH SD] DKt GRQGH OD YHV HVD SHTXHxD KHUPRVD SDODEULWDGH WUHV OHWUDV WLHQH PiV FROJDQGLMRV TXH XQ iUERO GH QDYLGDG /D SD] HUD QXHVWUR REMHWLYRSULQFLSDO SDUD ORJUDUOR WHQtDPRV TXH HPSH]DU SRU GLVHxDU QXHVWUD SURSLD SURSXHVWDHGXFDWLYD(VWi FRPR HQUHGDGR HVR œQR"9HQ YHDPRV TXp HQFRQWUDPRV HQ ODV FDMDV GH WX DEXHOD SRFR D SRFR VH QRV LUiQDFODUDQGR ODV FRVDV 19
  • 22. ( ran tres grandes cajas de cartón, tan intactas y tan limpias que parecían contener joyas, porcelanas o cristales, y no esos papeles viejos a los que la abuela llamaba sus más grandes tesoros. El nieto y el abuelo se sentaron en el suelo, frente a las cajas, dedicados al placer de esculcar. 0LUD DEXHOR DTXt KD XQRV SDSHOHV HVFULWRV D PDQR 0PP HV OD OHWUD GH WX DEXHOD 6RQ VXV DSXQWHV $ YHU TXp GLFHQ HPSLH]D D OHHU W~ PLVPR œ(Q YR] DOWD" 6L PLMR PH HQFDQWD FRPR OHHV $TXt YR HPSH SH]DPRV $VL HPSH ]DPRV FDPL DPLQR GH FRQVWUXFFL XFFLRQ FROHFWLY 8Q FDPLQR GH FRQVWUXFFLRQ FROHFWLYD DUD GLVHQR GH 3U &ROHFWL ROHFWLY SDUD HO GLVHQR GH XQD 3URSXHVWD &ROHFWLYD DUD OD 3D SDUD OD 3D ] Hoy vinieron unos señores y unas señoras a decirnos que la situación de violencia en Colombia es muy grave, y que está afectando la vida diaria de colombianos y colombianas. Dijeron además que se ha intentado de todo: desde los diálogos de paz entre el gobierno y los grupos armados, hasta programas en las instituciones de educación orientados a desarrollar los valores, a fortalecer la vida democrática, a construir la paz, etc., pero parece que nada da resultado y las cosas son cada vez más difíciles, especialmente para las niñas, niños20
  • 23. y jóvenes, en las familias, en las escuelas y colegios, y en la calle, en dondela violencia es cada vez mayor y va adquiriendo formas nuevas.Estos señores y señoras, que se dedican a investigar sobre niños, niñas yjóvenes, sobre la paz y sobre educación, y que quieren desarrollar unproyecto para construir la paz, y que conforman un equipo al que le llamanequipo de formadoras y formadores, nos dijeron también que en suspesquisas han encontrado muchas respuestas: unas las han sugerido ellosy ellas mismas, otras se las han oído a niños, niñas y jóvenes, otras las hanpropuesto las educadoras y educadores, otras las madres y los padres... enfin. Y una de tantas conclusiones es que la culpa es de todos y de todas,porque a pesar de que rechazamos la violencia en el fondo la aceptamospasivamente, como si fuera algo normal. Dijeron también que de susinvestigaciones y de tanto conversar con gente y más gente han concluidoque nuestra antigua violencia tiene varios orígenes históricos, políticos ysociales que están relacionados con nuestra forma de ser y de reaccionarfrente a un gran problema de injusticia social, de irrespeto y deirresponsabilidad; y que además no sabemos afrontar los problemas seriosque tenemos y las dificultades que se nos presentan para vivir encomunidad, y que todo esto tiene que ver con tres cosas: actitudes, imaginarios y valores. Como algunas y algunos no entendíamos qué significaban esas palabras, les preguntamos, y además yo busqué en el diccionario y lo anoté todo en mi libreta de palabras nuevas. 21
  • 24. $EXHOR EXVTXHPRV OD OLEUHWD GH SDODEUDV QXHYDV 3RU DTXt GHEH HVWDU D YHU DTXt HVWi /HDPRVActitudes: Según lo que encontré en el diccionario, la actitud es ”la disposición deánimo manifestada exteriormente.” Lo que yo entiendo es que la actitud de unapersona es su forma de reaccionar frente a cualquier hecho o circunstancia. Pero noes esa clase de reacción meramente instintiva, como el hambre, que es la reacción ala falta de comida, o el frío en la piel, que es una reacción orgánica a las bajastemperaturas y a la falta de abrigo. No estoy hablando de un simple reflejo. Cuandohablo de actitudes me refiero más bien a esa otra clase de respuestas en las que nosólo interviene nuestro organismo físico, sino también nuestro conocimiento, nuestrasemociones y nuestra voluntad. Así, frente a la violencia puedo optar por el diálogo.Frente a cualquier tipo de discriminación (racial, social, de género, de ideas), lo mássabio es rechazar esa discriminación o al menos manifestar mi desacuerdo. O si lopienso al revés, frente a la equidad de género, de razas, de condición social o política,mi actitud será positiva, pues pienso que las personas merecen igual tratamiento sinque importe si son mestizas, negras, mulatas, blancas o indígenas, hombres o mujeres,ricas o pobres, lindas o feas, homosexuales, heterosexuales o bisexuales, católicas,budistas o ateas, neoliberales, comunistas o conservadoras, plenamente capacitadaso no. Yo intento tener frente a la diversidad una actitud de aceptación, de diálogo yde alegría por pertenecer a una especie tan diversa. Y finalmente, frente alcomportamiento injusto por parte de la autoridad, lo más sensato es reaccionarcríticamente, según mis convicciones y mi amorpor la humanidad. 22
  • 25. Imaginarios: El diccionario define imaginario como un adjetivo quese aplica a cosas que sólo existen en la imaginación. Pero eso no esprecisamente lo que quieren decir estas personas que están todo eltiempo metidas entre libros y experimentos de ciencia y educación. Enrealidad, la palabra “imaginario” la usan como un sustantivo, como unsinónimo de idea. Pero no es ese tipo de ideas que llegan a la mentecuando a una le da por pensar, sino una especie de idea fija que segrava en la cabeza y que cuesta trabajo cambiar. Y lo que este grupo depersonas vino a proponernos es que cambiemos nuestros imaginarios,más o menos así: que en vez de pensar en la Muerte, la Violencia y elIndividualismo, tratemos de pensar en la Vida, la Paz y la idea de quetodos y todas somos parte del mismo equipo: el humano.Valores: Ésta, que era aparentemente la palabra más sencilla de lastres, es la que más trabajo me costó resolver, porque en mi diccionariohay varias definiciones pero ninguna concuerda con lo que me dijeronlas personas que vinieron a la escuela. Resulta que cuando hablan devalores se refieren a principios. Y ahí viene el otro problema: ¿Qué sonprincipios? Después de pensar mucho en lo que me dijeron, entendíque eran también como ideas individuales y colectivas que nos sirvende guía para conocer la mejor forma de comportarnos socialmente. Porejemplo, si se quiere convivir en paz, los mínimos valores que hay quetrabajar son: la justicia social basada en la equidad, o sea, en la igualdadde oportunidades que debemos tener todas y todos para ser mejorespersonas; el respeto, que es la capacidad de reconocer a las otraspersonas; y la responsabilidad individual y social, que consiste en confiary en quererse a sí mismas, a sí mismos y a las demás personas, y en serlo más solidarias y solidarios que se pueda. 23
  • 26. $EXHOR SRU IDYRU H[SOtFDPH XQ SRFR PiV OR GH GLVFULPLQDFLyQ OR GH HTXLGDG GH JpQHUR GH UD]D 9DPRV D YHU VL W~ HUHV HTXLWDWLYR TXLHUH GHFLU TXH W~ QR GLVFULPLQDV D OD JHQWH R VHD TXH UHDOPHQWH W~ QR FUHHV TXH XQD SHUVRQD VHD PiV KRQHVWD R PHQRV LQWHOLJHQWH R PiV IXHUWH R PHQRV ERQGDGRVD R PiV ERQLWD R WLHQH PHQRV GHUHFKRV VyOR SRU HO JpQHUR DO TXH SHUWHQHFH R SRU HO KHFKR GH WHQHU OD SLHO GH XQ FRORU R GH RWUR R SRU VHU GH DOJXQD UHOLJLyQ R SRU WHQHU GLQHUR R SRU SHUWHQHFHU D DOJ~Q SDUWLGR SROtWLFR (QWLHQGR (QWRQFHV VLJDPRV 9HDPRV TXp PiV GLFH OD DEXHOD HQ VXV DSXQWHV Otro gran problema es que todas esas propuestas para lograr la paz no han tenido en cuenta lo que pensamos las niñas y los niños y la gente joven, ni la forma como entendemos las cosas, ni nuestras propias maneras de resolver los conflictos, ni qué es lo que más nos afecta, ni lo que queremos. Todo se ha hecho a partir de la forma de ver, pensar y sentir de las personas adultas, sin escuchar a las personas menores. Pero a muchas personas mayores, como las que nos visitaron, sí les parece importante escucharnos, y hemos decidido empezar entre todos y todas este proyecto. Vamos a ver qué pasa. (VWR HVWi FKpYHUH DEXHOLWR PLUHPRV PiV FRVDV 3HUR WUDWHPRV GH SRQHUOH RUGHQ PLMR SDUD TXH OR HQWHQGDPRV PHMRU $ YHU KDEtD XQ GRFXPHQWR TXH HUD FRPR HO SODQ GH WUDEDMR SHUR QR OR YHR $ OR PHMRU HVWi HQ HO FRPSXWDGRU DEXHOR &LHUWR YHQ 3UHQGDPRV HVWH FDFKDUUR TXH WRGDYtD VLUYH 0LUD DEXHOLWR GHEH HVWDU HQ HVWD FDUSHWD $EUiPRVOD DEXHOR %LHQ GREOH FOLF QR" LFHQ TXH ORV FRPSXWDGRUHV GH DKRUD VH PDQHMDQ FRQ OD PHQWH < R FRQ OR HOHYDGR TXH VR œWH LPDJLQDV HO OtR" (Q ILQ HVWH FDFKDUUR D~Q IXQFLRQD QR QHFHVLWR FRQFHQWUDUPH WDQWR $ YHU GREOH FOLF 24
  • 27. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD] 8 FXiQWDV FDUSHWDV PiV <R QR Vp QL SRU GyQGH HPSH]DU HVRTXH R WDPELpQ WUDEDMp HO SURHFWR SHUR HVR Vt PLMR WX DEXHOD HUDOD TXH PiV VDEtD GH HVWR0LUD GHQWUR GH OD FDUSHWD +LVWRULD GHO 3URHFWR KD XQ DUFKLYR TXHVH OODPD 0HWRGRORJtD 6XHQD DEXUULGR œQR"1RRR PLMR (VDV VRQ XQDV FODYHV TXH QRV VLUYLHURQ PXFKtVLPRGXUDQWH WRGR HO SURFHVR /HH YHUiV9DOH 25
  • 28. 0(722/2*¾$ 3 ara empezar a trabajar, el equipo de for madoras y formadores nos sugirió unas claves que nos han servido mucho en todo el desarrollo de nuestra labor. A esas claves les llamaban Criterios Metodológicos, y los más importantes, o mejor dicho, los que anoté en mis apuntes, son estos: Todo lo que hagamos de ahora en adelante no lo haremos para competir con nuestros compañeros y compañeras sino en cooperación con ellos y ellas. A partir de hoy nos olvidaremos de la palabra competencia como sinónimo de rivalidad, y la reemplazaremos con la palabra cooperación, como sinónimo de trabajo en grupo y de solidaridad. Buscaremos siempre ser mejores, pero comparándonos sólo con lo que éramos antes. Haremos las cosas por el interés de todos y de todas, no por recibir un premio ni por evitar un castigo. Nos empeñaremos en buscar el placer que existe cuando se trazan propósitos colectivos, y cuando se trabaja por ellos en grupo compartiendo tanto los triunfos como las derrotas. Este trabajo no será de un día, ni de dos semanas ni de tres meses, ni de unos cuantos años. Tampoco será una labor interrumpida y vuelta a empezar. Este trabajo lo empezamos hoy y lo terminaremos sólo cuando logremos nuestro objetivo principal, que es la convivencia en paz. No pararemos antes de tiempo. No permitiremos que nadie ni nada nos distraiga y nos haga olvidar la inmensa tarea que tenemos por delante, porque se trata de nuestra vida, de nuestro país y de nuestro querido planeta.26
  • 29. Todo el proyecto estará lleno de nuestras propias ideas, y de las ideasde las personas mayores que nos parezcan aceptables. Para lograresto tendremos que ser las niñas, niños y jóvenes quienesconstantemente aportemos ideas. No dejaremos de pensar, buscandosoluciones a los problemas que planteemos y a los que se nospresenten. Será como ir abriendo nuevos caminos con nuestraspropias manos. Aprenderemos a ver que los problemas no tienenuna sola forma de mirarse, ni tres, ni diez, sino tantas que sonincontables, y que para cada forma de mirar un problema, haymúltiples soluciones.Es importante que distingamos entre el objetivo principal, que esnuestro futuro deseado, y las actividades que desarrollaremos parallegar a él. El futuro deseado es una gran meta a largo plazo, o sea,la paz. Pero para alcanzar esa meta que vemos tan lejana y tan difícil,hay que ir poco a poco alcanzando pequeñas y cercanas metas,que son las acciones y actividades de corto plazo. Cadavez que superemos una pequeña meta, cada vez queter minemos satisfactoriamente una actividad,sentiremos que el futuro deseado está más cerca,que vamos avanzando, que estamos lograndovivir en paz.Para llegar al futuro deseado hay varioscaminos, pero es bueno que los recorramosen orden, porque por ser una labor deequipo lo mejor es ir todos y todas por lamisma ruta, y así con seguridad llegaremosen grupo al mismo lugar. Hemos escogidocuatro caminos para comenzar a caminar. Soncaminos interiores que corresponden a ciertosaspectos importantes del ser humano quetenemos que trabajar y fortalecer. Éstosson: 1) El camino del Afecto; 2) Elcamino de la Creatividad; 3) Elcamino de lo Ético; y 4) Elcamino de lo Político. 27
  • 30. Al Camino del Afecto, como a casi todos los caminos a los que se arriba desde elbosque, se llega a través de trochas y senderos. El primero que vamos a encontrar anuestro paso es el autoconcepto, que es la forma como nosotras y nosotros nosvemos. También, un poco a la izquierda, está la autoestima, que es el valor que nosdamos a nosotras y a nosotros mismos; y por los recovecos encontraremos lacapacidad de reconocerme a mí misma y a las demás personas, o sea, la capacidadde ver la vida desde adentro y desde afuera. Al recorrer todos estos senderos, despacioy con interés, nuestras actitudes irán cambiando y veremos poco a poco que sí esposible vivir sin necesidad de comportarnos con violencia.Al final del Camino de la Creatividad llegaremos a un punto en el que habremosaprendido a identificar con claridad los problemas, sabremos diseñar diferentessoluciones para cada uno de ellos, y seremos capaces de manejar de manerainnovadora nuestra vida cotidiana y nuestro mundo físico y social; porque con elejercicio de caminar por este sendero fortaleceremos nuestros imaginarios que paraentonces estarán caracterizados por la Vida, la Paz y la idea de que pertenecemos aun equipo: el humano. 28
  • 31. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]El Camino de lo Ético, está tan lleno de flores, de arbustos yde animales, que necesariamente nos dedicaremos a observarel paisaje exterior y el que llevamos por dentro, pues éste estáaún más colmado de maravillas. Y casi sin darnos cuenta, sólomediante el ejercicio de observar a nuestro alrededor y deobservarnos por dentro, estaremos desarrollando nuestrosvalores de justicia, respeto y responsabilidad individual y social,y al terminar el recorrido probablemente seamos un grupo depersonas más éticas que cuando lo empezamos, personas conuna fuerte tendencia a comportarnos solidaria, equitativa ypacíficamente.El Camino de lo Político es como una especie de espejo deltamaño del planeta en el que podremos vernos reflejados todosy todas mientras discutimos y confrontamos con respeto nuestrasdiferentes ideas, mientras observamos nuestras distintasmiradas, mientras escuchamos en medio de la nuestra otrasopiniones, mientras enfrentamos pacíficamente nuestrasposiciones contrarias. Mejor dicho, recorriendo este caminoveremos cómo es de interesante y necesario el ejercicio depensar y construir colectivamente. Rodearemos el árbol de lademocracia y recogeremos del suelo los frutos de laparticipación. Veremos cómo el sendero se adorna con piedrasde todos los tamaños y colores, a las que llamaremos iglesia yreligión, medios y comunicación, instituciones, familia y Estado,entre muchos otros nombres que conoceremos y reconoceremosmientras caminamos. 29
  • 32. %LHQ œ7H SDUHFH ELHQ DEXHOR" œD HVR W~ OH OODPDV PHWRGRORJtD" œ< HQWRQFHV" %XHQR HV TXH SDUD Pt OD PHWRGRORJtD WLHQH TXH YHU HV FRPR FRQ OD SHGDJRJtD 1RRRR PLLLLMRRR 1R PH HQUHGHV ODV FRVDV KD]PH HO IDYRU TXH D EDVWDQWH PH HQUHGR R VROLWR VLQ OD DXGD GH QDGLH (VFXFKD SDUD Pt OD PHWRGRORJtD FRPR VX QRPEUH OR LQGLFD HV HO PpWRGR R PHMRU GLFKR HV XQ FRQMXQWR GH PpWRGRV GH WUDEDMR TXH VLUYHQ SRU HMHPSOR SDUD LQYHVWLJDU R SDUD VDFDU DGHODQWH DOJ~Q SURHFWR $KK D œ OD SHGDJRJtD" (VR HV RWUD FRVD /D SHGDJRJtD HV HO TXHKDFHU GH ORV HGXFDGRUHV HGXFDGRUDV (V OD SUiFWLFD FRQ OD TXH HOORV HOODV HMHUFHQ VX SURIHVLyQ GH HGXFDGRUHV  0HMRU GLFKR PLMR OD SHGDJRJtD HV OD FLHQFLD TXH SHUPLWH SHQVDU HQ OD HGXFDFLyQ GH XQD GHWHUPLQDGD PDQHUD VHJ~Q FDGD TXLpQ œ&yPR DVt" (V TXH D SHVDU GH TXH FDGD LQVWLWXFLyQ WLHQH QRUPDOPHQWH XQD VHULH GH SULQFLSLRV SHGDJyJLFRV JHQHUDOHV TXH VRQ DFDWDGRV HMHUFLGRV SRU VXV HGXFDGRUHV GH WRGDV IRUPDV FDGD HGXFDGRU HGXFDGRUD WLHQH VX SURSLD SHGDJRJtD SDUWLFXODU R VHD VX SURSLR HVWLOR GH HQVHxDU GH REVHUYDU GH UHODFLRQDUVH FRQ VXV HGXFDQGDV HGXFDQGRV HVWLOR TXH WLHQH TXH DGHFXDUVH D ORV SULQFLSLRV JHQHUDOHV GH HVD LQVWLWXFLyQ 0PP D œ6DEHV TXp" %XVTXHPRV XQ DUFKLYR TXH GHEH FRQWHQHU ORV SULQFLSLRV SHGDJyJLFRV TXH QRV SURSXVR HO (TXLSR GH )RUPDGRUDV )RUPDGRUHV TXH QRV VLUYLHURQ GH RULHQWDFLyQ SDUD TXH FRQVWUXpUDPRV QXHVWUD SURSXHVWD HGXFDWLYD 9DOH DEXHOLWR œ6HUi HVWH DUFKLYR" 6XSRQJR TXH Vt DEXHOR PLUD FDVXDOPHQWH VH OODPD ¬3ULQFLSLRV SHGDJyJLFRV GH OD SURSXHVWD HGXFDWLYD­ &KLVWRVR HO QLHWHFLWR œQR" DOH DEXHOR iEUHOR OR OHHPRV30
  • 33. 35,1&,3,26 3($*Â*,&26 ( /$ 35238(67$ (8&$7,9$ 9 oy a intentar hacer un resumen de estos principios que, a pesar de ser tan sencillos, al comienzo me costó mucho trabajo entender porque la verdad es que las personas del equipo de formadoras y formadores, cuando se descuidan, hablan tan enredado y usan tantos y tan raros nombres que yo me confundo. Pero cuando una les pide explicaciones, se portan bien y hablan delicioso. Pues resulta que estos principios son los que ellos y ellas han definido como los básicos para todos los programas que el equipo desarrolla con las instituciones educativas. O sea que son conceptos que sería bueno tener en cuenta para las actividades que adelantemos y para elaborar nuestra propuesta educativa, conceptos que también deberían conocer todas las personas que se vinculen a este proyecto. Estos principios son algunas de las respuestas que el proyecto propone a preguntas como: ¿En qué sociedad estamos? ¿Cómo se concibe a los educandos y educandas en la institución educativa? ¿Qué sociedad queremos construir? Entonces, como son principios, quiere decir que son ideas básicas; y si son pedagógicos, significa que sirven para enseñar y aprender. Resumiendo, voy a escribir lo que aprendí sobre ciertas ideas básicas para enseñar y aprender. Qué nombre tan largo y tan complicado ¿no? Mejor dicho, PRINCIPIO si así es el nombre, ¿cómo será el contenido? Puesde la participación sencillísimo: se trata de participar desde diferentes y de las diversas posiciones en la enseñanza y en el aprendizaje para dejar perspectivas de ser simplemente escuchas. 31
  • 34. (Q PL HVFXHOD KDFHPRV HVR DEXHOLWR œ4Xp FRVD PLMR" $VXPLPRV GLIHUHQWHV SDSHOHV 3RU HMHPSOR KD GtDV HQ TXH R FRPR DOXPQR GLJR HQ YR] DOWD OR TXH PH LQWHUHVD DSUHQGHU R VHD SURSRQJR DOJ~Q WHPD SDUD VHU WUDEDMDGR OLGHUR VX HVWXGLR DQWH PLV FRPSDxHURV FRPSDxHUDV RWUR GtD HVFXFKR OR TXH SURSRQHQ PLV FRPSDxHURV FRPSDxHUDV DSUHQGR GH HOORV GH HOODV UHDOL]R ODV DFFLRQHV VXJHULGDV SRU HOORV HOODV R SRU HO HGXFDGRU R HGXFDGRUD RWUDV YHFHV VR HO HQFDUJDGR GH HYDOXDU ORV DSUHQGL]DMHV REWHQLGRV 4Xp ELHQ PLMR (VR HV EXHQR SRUTXH YLHQGR ODV FRVDV GHVGH GLIHUHQWHV SXQWRV GH YLVWD ODV DSUHQGHV PXFKR PHMRU (Q PL HVFXHOD WDPELpQ OR KDFtDPRV SHUR QR HUD DOJR UXWLQDULR VLQR HMHUFLFLRV TXH WUDEDMiEDPRV FRQ HO HTXLSR GH IRUPDGRUDV IRUPDGRUHV <D %XHQR œVHJXLPRV" 6LJDPRV Pues parece que entre más avanzo más palabras PRINCIPIO raras me encuentro. Este principio me lo dictó un productivo y de integración amigo del equipo de formadoras y formadores que teórico-práctica se llama Héctor, y aquí lo voy a copiar textualmente: Es la posibilidad de vincular los nuevos aprendizajes a lo que ya conocemos, para transformar tanto los nuevos como los viejos conocimientos. $ YHU DEXHOLWR $TXt Vt PH YDV D WHQHU TXH H[SOLFDU SRUTXH HVR QR OR HQWLHQGH QL PL DEXHOD TXH IXH OD TXH OR HVFULELy QL VX DPLJR +pFWRU HO TXH OH GLFWy 1R HV WDQ FRPSOLFDGR PLMR 0LUD OR TXH TXLHUH GHFLU HVWH SULQFLSLR HV TXH HO FRQRFLPLHQWR QR VH SXHGH TXHGDU VyOR HQ ODV SDODEUDV VLQR TXH KD TXH SRQHUOR HQ SUiFWLFD SDUD DILDQ]DUOR &RQRFHU LPSOLFD WDPELpQ KDFHU HODERUDU < VL XQR WLHQH DOJR D DSUHQGLGR HO KHFKR GH SRGHU SDVDU GH HVH PXQGR GH ODV LGHDV DO PXQGR GH ODV DFFLRQHV PH LQGLFD TXH KH KHFKR XQ YHUGDGHUR DSUHQGL]DMH (V OR TXH VH OODPD XQ FRQRFLPLHQWR LQWHJUDO 3RU HMHPSOR R FRPR HVWXGLDQWH HODERUR HQWLHQGR XQ QXHYR FRQFHSWR OR FRPSDUWR FRQWLJR TXH HUHV XQ FRPSDxHUR GH PL FODVH OR HQULTXH]FR FRQ PL DSRUWH VR FDSD] GH SRQHUOR HQ SUiFWLFD GH FRPXQLFDUOR D RWUDV SHUVRQDV $Vt GH VHQFLOOR œWH TXHGD FODUR" 0iV R PHQRV SHUR VLJDPRV %LHQ32
  • 35. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]Mejor dicho, ni hablar delpeluquín, como decía mi PRINCIPIOabuela. Pero no hay ningún de la relevancia,problema. Este principio la contextualizacióntambién me lo dictó Héctor, y el aprendizajey se refiere a la necesidad de significativodarle cier ta estructura alcontenido y a la metodologíadel proceso, de tal manera que signifiquealgo para las educandas y loseducandos. Y para nosotras y nosotroslas cosas tienen más significado si serelacionan directamente con nuestrospropios intereses y necesidades, a nivelindividual y a nivel de nuestra cultura yde nuestro mundo. Por ejemplo, en elcampo es relevante, significativo ycontextuado aprender la vida de losanimales con los que se tiene contactoy relación. En la ciudad, lo es aprendersobre las normas de tránsito parasostener la convivencia. œ$OJ~Q SUREOHPD 0RQFKR" 1R DEXHOR R EXHQR HV TXH KD DOJR TXH FRPR TXH PH KDFH IDOWD 7X PDPL œQR" $ PL WDPELpQ PH KDFH PXFK (Q VHULR DEXHOLWR (V TXH FRPR TXH HQWLHQGR SHUR QR HQWLHQGR 9DOH SXHV OR TXH R WH SXHGR GHFLU GH HVWH SULQFLSLR HV TXH ORV FRQRFLPLHQWRV VRQ FRPR REMHWRV TXH SXHGHV YHU WRPDU SRQHU GRQGH TXLHUDV WUDQVIRUPDU VHJ~Q WXV JXVWRV WXV SUHIHUHQFLDV <D < HQ HVRV JXVWRV SUHIHUHQFLDV LQIOXHQ PXFKtVLPR ORV HVSDFLRV ORV DPELHQWHV HQ ORV TXH WH PXHYDV GLDULDPHQWH WX FDVD WX HVFXHOD WX EDUULR (VRV HVSDFLRV DPELHQWHV VRQ WX FRQWH[WR SHUVRQDO VRFLDO (QWLHQGR 33
  • 36. (QWRQFHV DVt FRPR KD REMHWRV TXH WH DWUDHQ PiV TXH RWURV SRUTXH WLHQHQ TXH YHU PiV FRQ WX SURSLR PXQGR OR PLVPR SDVD FRQ ORV FRQRFLPLHQWRV SRU HVR KD WHPDV TXH WH LQWHUHVDQ PiV TXH RWURV SRU HVD PLVPD UD]yQ ORV DSUHQGHV PiV UiSLGR PiV IiFLO 3RU HMHPSOR PL GHELOLGDG HV OD FRFLQD HVR OR VDEHPRV < VL W~ R YDPRV DO PXVHR GHO KRJDU VHJXUDPHQWH PLHQWUDV W~ WH LQWHUHVDV HQ FRPSXWDGRUHV HQ HTXLSRV GH VRQLGR HQ OD P~VLFD GHO DxR  R YR D SUHIHULU YHU ODV ROODV TXH VH XVDEDQ KDFH FLQFXHQWD DxRV ORV OLEURV GH UHFHWDV ORV FXELHUWRV PHWiOLFRV WRGRV HVRV DSDUDWRV HOpFWULFRV UXLGRVRV TXH DIRUWXQDGDPHQWH D QR VH YHQ VLQR HQ ORV PXVHRV /R TXH PH TXLHUHV GHFLU HV TXH XQR UHDOPHQWH DSUHQGH OR TXH OH LQWHUHVD ([DFWR (Q HVR FRQVLVWH OD UHOHYDQFLD 3DUD Pt XQDV FRVDV VRQ PiV UHOHYDQWHV TXH RWUDV SDUD WL SXHGH VHU DO FRQWUDULR œ< OR GH OD FRQWH[WXDOL]DFLyQ" (VD SDODEUD QR H[LVWH 3XHV R FUHR TXH H[LVWH GHVGH HO PRPHQWR HQ TXH DOJXLHQ VH OD LQYHQWy 0LUD HVR WLHQH TXH YHU FRQ OR TXH HVWDPRV KDEODQGR PLV FRQGLFLRQHV FLUFXQVWDQFLDV SHUVRQDOHV VRFLDOHV PH DXGDQ D DSUHQGHU PHMRU ODV FRVDV TXH WLHQHQ TXH YHU FRQPLJR SXHV VRQ ODV FRVDV TXH PiV PH LQWHUHVDQ 9DOH œ$KRUD Vt" $KRUD Vt 6LJDPRV PRINCIPIO Este principio significa de la apertura que hay que adecuar y la flexibilidad la enseñanza y el aprendizaje a cada situación. Mejor dicho, acomodar las cosas, teniendo en cuenta las diferencias de las per- sonas. Por ejemplo, se tiene flexibilidad y apertura cuando el educador o educadora tiene claro que el niño o la niña aprende en otros espacios diferentes a los espacios de la institución educativa, con otros participantes diferentes al educador o a la educadora.34
  • 37. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]œ(QWHQGLVWH 5DPyQ"3HUIHFWDPHQWH DEXHOR$ YHU GDPH XQ HMHPSORœ1R PH FUHHV TXH KDD HQWHQGLGR"&ODUR TXH WH FUHR HO TXH QR KD HQWHQGLGR ELHQ VR R (V TXH HVWDVFRVDV QR ODV OHtD KDFH PXFKtVLPR WLHPSR 3HUR VL PH GDV XQHMHPSOR VHJXUDPHQWH WRGR VH PH DFODUDœ(Q VHULR DEL"0X HQ VHULR PLMR%XHQR QR VH PH RFXUUH XQ HMHPSOR SHUR WH SXHGR H[SOLFDU OR TXHR HQWHQGtDOH0LUD OR GH OD DSHUWXUD VLJQLILFD TXH OD ODERU GH HQVHxDU GHEHKDFHUVH SHQVDQGR HQ ODV QHFHVLGDGHV GH TXLHQHV TXLHUHQDSUHQGHU DQDOL]DQGR VXV GLIHUHQWHV QLYHOHV GH GHVDUUROOR FRQVLGHUDQGR VXV FRQGLFLRQHV VRFLDOHV (VR HV OR TXH HQ HVWHSULQFLSLR TXLHUH GHFLU DSHUWXUD TXH OD HVFXHOD R OD LQVWLWXFLyQ HVWpDELHUWD D ODV QHFHVLGDGHV GH ORV HGXFDQGRV GH ODV HGXFDQGDVœH DFXHUGR"H DFXHUGR< OD IOH[LELOLGDG VH UHILHUH PiV D OD PHWRGRORJtD D FRVDV SUiFWLFDV(V GHFLU D OR TXH WLHQH TXH YHU FRQ ORV KRUDULRV FRQ ORV OXJDUHV HQORV TXH VH HQVHxD VH DSUHQGH (O PHQVDMH HV TXH FXDOTXLHUWLHPSR FXDOTXLHU OXJDU VRQ EXHQRV SDUD HQVHxDU SDUDDSUHQGHU ORV DVXQWRV DGPLQLVWUDWLYRV GHEHQ DMXVWDUVH D ORVWLHPSRV HVSDFLRV GH ODV HGXFDQGDV ORV HGXFDQGRV QR DOUHYpV0X ELHQ$K RWUD FRVD LPSRUWDQWH HV TXH QR VyOR YDOH OR TXH VH DSUHQGHHQ OD LQVWLWXFLyQ HGXFDWLYD 0XFKDV YHFHV OR TXH DSUHQGR HQ ODWHOHYLVLyQ R HQ OD UDGLR HV LQWHUHVDQWtVLPR R OR TXH DSUHQGR HQ HOVXSHUPHUFDGR R HQ ORV SDVHRV FRQ PLV DPLJDV DPLJRV(VR HVWi PX ELHQ PLMR DGHPiV HVWiQ ORV PXVHRV ORV WHDWURVORV HYHQWRV FXOWXUDOHV GHSRUWLYRV ORV GLIHUHQWHV HQFXHQWURV TXHRUJDQL]D OD FRPXQLGDG (V TXH SHTXHxR 5DPyQ PLUD QR PiVSRU OD YHQWDQD GLPH VL OD VROD FRQWHPSODFLyQ GH ODV PRQWDxDVQR HV WRGD XQD HQVHxDQ]D&ODUR DEXHOR 0HMRU GLFKR FRPR W~ ELHQ OR VDEHV KD XQ PXQGR GHFRQRFLPLHQWRV SRU DSUHQGHU TXH HVWiQ PiV DOOi GH ORV iUEROHV TXHERUGHDQ OD HVFXHOD TXH VRQ WDQ LPSRUWDQWHV FRPR ORV TXH HVWiQDGHQWUR< R FUHR TXH ODV LQVWLWXFLRQHV HGXFDWLYDV GHEHQ UHFRQRFHU DFHSWDU FRPR DSUHQGL]DMHV YiOLGRV WRGRV HVRV FRQRFLPLHQWRV TXHVH DSUHQGHQ HQ RWURV HVSDFLRV(VWDPRV GH DFXHUGR DEXHOR 6LJDPRV FRQ RWUR SULQFLSLR 35
  • 38. Este principio se refiere a las posibilidades de desarrollar PRINCIPIO todo tipo de actividades que permitan el reconocimiento, de la interacción, el respeto, la justicia, la vivencia de la democracia, la la cooperación construcción ética, la aceptación activa de las diferencias,y la comunitariedad la resolución no violenta de los conflictos a través del diálogo activo y la libertad. Todas estas son condiciones que propician el desarrollo humano y ayudan a que nos formemos como personas comprometidas, autónomas, con un autoconcepto sano, realista y positivo. (VH HVWi FRUWLFR ERQLWR œFLHUWR DEXHOR" 6t PLMR D Pt WDPELpQ PH JXVWD DGHPiV SRUTXH HVWi PX UHODFLRQDGR FRQ OD SURSXHVWD SULQFLSDO GHO SURHFWR TXH HV OD FRQVWUXFFLyQ GH SD] &ODUR TXH ORV RWURV SULQFLSLRV WDPELpQ HVWiQ UHODFLRQDGRV SHUR QR WDQ GLUHFWDPHQWH FRPR pVWH $O PHQRV HVR HV OR TXH D Pt PH SDUHFH 3XHGH VHU DEL 3HUR œTXp HV HVR GH DXWRQFRQFHSWR" (VR OR YDPRV D YHU PiV DGHODQWLFR PLMR 3HUR KDEODQGR GH HVWH SULQFLSLR /R FLHUWR DEL HV TXH R DSUHQGR PHMRU GHO GLiORJR FRQ PLV FRPSDxHURV FRPSDxHUDV FXDQGR VR FDSD] GH GXGDU GH PLV SURSLDV LGHDV FXDQGR WUDWR GH SHQVDU TXH TXL]iV QR WHQJR WDQWD UD]yQ FRPR PH SDUHFH &ODUR PLMR DKt HV GRQGH VRQ LPSRUWDQWHV OD LQWHUDFFLyQ OD FRRSHUDFLyQ OD FRPXQLWDULHGDG $ YHU DEXHOLWR 8QD SRU XQD %LHQ OD LQWHUDFFLyQ HV HO LQWHUFDPELR GH VHQWLUHV FRQRFLPLHQWRV FRQ ODV GHPiV SHUVRQDV OD FRRSHUDFLyQ HV OD VROLGDULGDG HO WUDEDMR HQ HTXLSR OD FRPXQLWDULHGDG HV HO VHQWLGR GH SHUWHQHQFLD DO JUXSR VRFLDO ODV JDQDV GH KDFHU ODV FRVDV PiV SRU ORV LQWHUHVHV FROHFWLYRV TXH SRU WX LQWHUpV SHUVRQDO &ODUR DEXHOR SRU HVR HV TXH GLFHQ TXH ORV IRURV ODV PHVDV UHGRQGDV VRQ H[FHOHQWHV RSRUWXQLGDGHV SDUD JHQHUDU QXHYRV DSUHQGL]DMHV H DFXHUGR 6LJDPRV SXHV3636
  • 39. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]Se refiere al reconocimiento y a laaceptación activa de las diversas culturas, PRINCIPIOde los diferentes grupos humanos, de las de la resignificacióndiversas formas de expresión humana y y negociación culturalsocial; a la aceptación de sus símbolos y ala posibilidad de creación y disfrute detodas las perspectivas, en escenarios de juego, derecuperación del asombro y de sensibilidad; escenariosestéticos en los que el afecto se manifieste sin tapujos. Esteprincipio se refiere a la equidad de género y de etnia,e implica la capacidad de ampliar nuestra mirada,de conocer otros mundos que conviven al ladodel nuestro, de aceptar otros puntos de vista,otras perspectivas, otras maneras de ver lavida; de reconocer que como yo las demáspersonas realizan aportes igualmenteimportantes a la vida en común. $ YHU 5DPyQ œ7~ TXH HQWHQGLVWH" œ2WUD YH]" $EXHOR 1R QR HVSHUD <R Vt HQWHQGt SHUR HVWD YH] WH TXLHUR SUREDU œ3UREDU" $EXHOLWR œGH TXp HVWiV KDEODQGR" %XHQR SUREDU QR HV OD SDODEUD QL HYDOXDU WDPSRFR /R TXH TXLHUR HV FRPSDUDU PLV LGHDV FRQ ODV WXDV $K HVR D HV RWUD FRVD 6LHQGR DVt R FUHR TXH HVWH SULQFLSLR VH EDVD HQ TXH ORV QLxRV ODV QLxDV REWHQHPRV FLHUWRV FRQRFLPLHQWRV TXH QRV SHUPLWHQ GLDORJDU FRQ RWUDV SHUVRQDV TXH WDPELpQ SDUWLFLSDQ HQ QXHVWURV SURFHVRV GH DSUHQGL]DMH œ4Xp FUHHV" 3XHGH VHU 3HUR (V TXH HV D SDUWLU GHO LQWHUFDPELR GH FRQRFLPLHQWRV H[SHULHQFLDV FRPR VH FRQVWUXHQ QXHYRV DSUHQGL]DMHV (V FRPR VL OD HGXFDFLyQ IXHUD XQD SOD]D GH PHUFDGR HQ OD TXH WRGRV WRGDV WHQHPRV XQ SXHVWR OR TXH LQWHUFDPELDPRV VRQ FRQRFLPLHQWRV DSUHQGL]DMHV FXOWXUD (Q HVD SOD]D R WHQJR OD SRVLELOLGDG GH HYDOXDU PXFKRV SURGXFWRV FRQVLGHUDU FXiO HV HO TXH R TXLHUR SDUD Pt < DVt QR HV VyOR OD HGXFDFLyQ VLQR HO PXQGR PLMR XQD JLJDQWHVFD SOD]D HQ OD TXH VH LQWHUFDPELDQ WRGR WLSR GH LPiJHQHV SHQVDPLHQWRV (VR PH JXVWD DEL (V TXH VRQ WDQWRV FRORUHV WDQWDV LGHDV WDQWDV SDODEUDV WDQWDV IRUPDV GLIHUHQWHV TXH HVWiQ DKt SDUD TXH ODV PLUHPRV ODV DQDOLFHPRV ODV FRPSDUHPRV ODV WRTXHPRV ODV FDPELHPRV XQDV SRU RWUDV %RQLWR DEXHOR < TXp œOOHJDPRV DO ILQDO GH ORV SULQFLSLRV" 1RV IDOWD XQR PLMR /pHOR W~ $ YHU 37
  • 40. PRINCIPIO Este principio se relaciona con la posibilidad de cuestionar, de de la reflexión elaborar preguntas, de aprender del error, de acoger posiciones y la crítica en el consenso y en el disenso, de tener enfoques frente al mundo social y adoptar actitudes comprometidas con su transformación, de aprender a asumir la diferencia y a negociarcon ella. Por ejemplo, yo soy capaz de evaluar procesos, personas, aprendizajes, y ala vez soy capaz de ser evaluada y de mirar lo positivo y las cosas que hay que mejorar,y proponer de manera activa alternativas constructivas para el mejoramiento de losprocesos. %XHQR DEL WH WRFD D WL GDUPH XQD RSLQLyQ 0PP $ YHU PLMR <R SLHQVR TXH OR TXH HQ HVWH SULQFLSLR VH SODQWHD HV TXH QRV DFHUFDPRV DO FRQRFLPLHQWR HV D SDUWLU GH QXHVWUD UHDOLGDG (V GHFLU FRQVWUXLPRV HO FRQRFLPLHQWR GHVGH QXHVWUDV SURSLDV H[SHULHQFLDV DO KDFHUOR VRPRV FDSDFHV GH HODERUDU XQ MXLFLR FUtWLFR œ-XLFLR FUtWLFR" <D HVWiV HPSH]DQGR D FRPSOLFDUPH OD YLGD 1R PLMR XQ MXLFLR FUtWLFR HV VLPSOHPHQWH XQD RSLQLyQ SURIXQGD VREUH ODV FRVDV HV WRGR OR FRQWUDULR D XQD PLUDGD VXSHUILFLDO (O MXLFLR FUtWLFR HV HO TXH PH SHUPLWH DQDOL]DU XQ SUREOHPD R XQ REMHWR SDUD WRPDU XQD SRVLFLyQ SURSLD <D œ2 VHD TXH OD FUtWLFD QR HV VyOR HO DIiQ GH FULWLFDU" (V TXH OD SDODEUD FUtWLFD VH HQWLHQGH JHQHUDOPHQWH FRPR VL VH WUDWDUD VyOR GH XQD RSLQLyQ QHJDWLYD 3HUR R PH UHILHUR DO HMHUFLFLR GH OD UD]yQ DO RILFLR GH SHQVDU DO DUWH GH GLVFXWLU GH HMHUFLWDU OD PHQWH 0PP %XHQR FUHR TXH DIRUWXQDGDPHQWH DKRUD Vt WHUPLQDPRV FRQ ORV SULQFLSLRV DEXHOR SRUTXH D WH PH HVWDEDV SRQLHQGR FRPR SHVDGLWR 6t SHUR HVSHUD XQ PRPHQWR (V TXH QR YL PL SULQFLSLR IDYRULWR œ&yPR VH OODPD" 7H GLJR HO QRPEUH SHUR QR PH YDDV D UHJDxDU DOH (UD HO SULQFLSLR DXWRWpOLFR œ$XWR TXp" $XWRWpOLFR <R FUHR TXH QR OR WLHQH WX DEXHOD HQ VXV DSXQWHV SRUTXH HUD WDQ EiVLFR TXH TXLHQHV SDUWLFLSDPRV GLUHFWDPHQWH HQ HO SURHFWR OR WHQtDPRV VLHPSUH WDQ SUHVHQWH TXH QR HUD QHFHVDULR HVFULELUOR HQ QLQJ~Q ODGR (VWi ELHQ SXHV pFKDPH HO UROOR 4Xp UROOR QL TXp RFKR FXDUWRV (V PX FRUWLFR (VWH SULQFLSLR FRQVLVWH VLPSOHPHQWH HQ TXH OR PiV LPSRUWDQWH HV GLVIUXWDU OR TXH XQR KDJD (VR OR SXHGHV DSOLFDU D OD YLGD HQ JHQHUDO SHUR SDUD HO SURHFWR OR DSOLFiEDPRV D OD HQVHxDQ]D DO DSUHQGL]DMH VL YLHUDV OD PDUDYLOOD 4Xp ELHQ 6t OD LGHD HV TXH OD PHMRU PDQHUD GH DSUHQGHU HV GLVIUXWDU HO DSUHQGL]DMH JR]iUVHOR GH YHUGDG < HV TXH DSUHQGHU HV XQ SODFHU SRUTXH HO YHUGDGHUR YDORU GHO DSUHQGL]DMH QR HVWi SRU IXHUD VLQR SRU GHQWUR GHO SURFHVR (VR QR OR HQWHQGt DEXHOR38
  • 41. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]3XHV TXH HV PXFKR PiV LPSRUWDQWH SODFHQWHUR HO KHFKR PLVPRGH DSUHQGHU TXH OD ILQDOLGDG GHO DSUHQGL]DMH (V FRPR VL HOSURFHVR GHO DSUHQGL]DMH WXYLHUD XQ HIHFWR ItVLFR VREUH WX SLHO XQDHVSHFLH GH FRVTXLOOHR GHOLFLRVR TXH WH SURGXMHUD XQ LQPHQVRSODFHU 0H UHILHUR D HVH SURFHVR HQ HO TXH WX PHQWH VH YDDEULHQGR YDV UHFLELHQGR QXHYD LQIRUPDFLyQ R LGHDV GLIHUHQWHV GH SURQWR YHV ODV PLVPDV FRVDV TXH YHtDV DQWHV SHUR GH RWURFRORU WH DVRPEUDV WH PDUDYLOODV0H FRQPXHYH YHUWH WDQ HPRFLRQDGR DEXHOR(V TXH HVH WHPD PH HPRFLRQD PLMR < PH HPRFLRQD OD LGHD GHTXH XQR QR DSUHQGD SDUD VHU HYDOXDGR QL SUHPLDGR QL SRU XQDQRWD QL SRU PLHGR D XQ FDVWLJR VLQR SRU HO SODFHU GH DSUHQGHU<D%XHQR PL PXFKDFKyQ (QWRQFHV TXp œFyPR YDPRV"%LHQ DEXHOLWR HVWR HVWi ULFR GH YHUGDG PH LQWHUHVD EDVWDQWH3HUR OOHYDPRV QR Vp FXiQWR WLHPSR ERWDQGR FRUULHQWH D YD DOOHJDU PL DEXHOD VRQ FDVL ODV VHLV GH OD WDUGH WRGDYtD QR PH KDVFRQWDGR TXp IXH OR TXH KLFLHURQ%XHQR PLMR WLHQHV UD]yQ 3HUR HUD QHFHVDULR KDEODU GH WRGR HVWRDQWHV GH FRQWDUWH H[DFWDPHQWH TXp IXH OR TXH KLFLPRV SRUTXHGH OR FRQWUDULR QR OH HQFRQWUDUtDV VHQWLGR D PXFKDV FRVDV3HUR DEXHOLWR GH PL FRUD]yQ GLPH GH XQD YH] SRU WRGDV SRU ORTXH PiV TXLHUDV SRU PL DEXHOD SRU WX KLMD )LORPHQD SRU HOSODQHWD 7LHUUD œ48e +, &,( 521"%XHQR EXHQR VLQ VXELU PXFKR HO YROXPHQ TXH WRGDYtD RLJRSHUIHFWDPHQWH 0LUD WH YR D GHFLU OD YHUGDG QR PH DFXHUGRH[DFWDPHQWHœ&yPR"/R TXH SDVD HV TXHœ4XH QR WH DFXHUGDV DEXHOR"1R HV TXH QR PH DFXHU 12 38( 2 &5( (5 /21R HV SDUD WDQWR PLMR OD YHUGDG HV TXH  œ4Xp QR HV SDUD WDQWR"&DUDPED 4XH QR HV TXH QR PH DFXHUGH(QWRQFHV TXp6L PH GHMDV KDEODU D OR PHMRU SXHGR H[SOLFiUWHOR0PPP GDOH$ YHU FODUR TXH PH DFXHUGR GH OR TXH KLFLPRV (V PiV Vp TXH HOSURFHVR OR GLYLGLPRV HQ FLQFR IDVHV SHUR QR HVWR VHJXUR GHORUGHQ D OR PHMRU VH PH FRQIXQGHQ ORV FRQWHQLGRV GH FDGD IDVH R TXLHUR TXH WX FRQR]FDV ODV FRVDV WDO FXDO SDVDURQ SRUTXH RVp TXH HVWR WH LQWHUHVD DGHPiV WLHQHV FDEH]D FRUD]yQ SDUDVHU XQ OtGHU PXOWLSOLFDGRU FRPR WX DEXHOD< < SXHV TXH R FUHR TXH OR PHMRU HV TXH 2<( 3DUHFH TXH OOHJyOD DEXHOD3HUR DEXHOLWR(VSHUD HVSHUD TXH HOOD QRV VDFD GH HVWH OtR 39
  • 42. ( l abuelo realmente no sabía si había llegado la abuela; sólo lo presentía, pero con tal grado de precisión que era como si realmente lo supiera. Y es que no tenía formade saberlo –en el vulgar sentido de la palabra saber– antes de que ella entrara por lapuerta, porque la abuela Ana era tan silenciosa como la brisa, o quizás menos. Pero elabuelo no necesitaba oír el ruido de un motor, ni el golpe de una puerta al cerrarse, ni eltintineo de un manojo de llaves. Le bastaban sus presentimientos; le bastaba su corazón;le bastaba el gran amor que sentía por esa vieja hermosa para saberla cerca, de la mismaforma como sentía que le faltaba algo vital cuando ella no estaba a su lado. Y nuevamenteel abuelo tenía razón. La abuela había llegado y era una fiesta verla aparecer cuandoregresaba sonriente de la calle trayendo en sus manos quizás una fruta, un ramo de flores,un libro nuevo, una caricia urgente. Casi siempre traía algo para dar, aunque su solapresencia ya era el mejor regalo para ese par de hombres tiernos que interrumpían suspeleas o sus juegos y salían a recibir esa dosis de vida que entonces entraba, comoel viento, por la puerta abierta. Después del reencuentro el abuelo se iba a sulugar favorito: la cocina. Esta vez haría algo sencillo: una ensaladita de verdurascrudas y un par de chorizos de Villamaría para cada quien. Pensaba en lacomida y pensaba también en cuánto era de sublime el acto de cocinar,especialmente después de que no volvió a usar el horno microondas.La abuela se daba una ducha de cinco minutos para limpiar de su piellos residuos de la calle, y Ramón se acodaba en el marco de laventana a mirar hacia las montañas, hasta que el tiempo volvía arodar y todo parecía regresar a su lugar. Este niño era un ser tanespecial que aun cuando aparentemente permanecía flotandoa varios metros de altura jamás olvidaba las cosas pendientesque dejaba sobre la Tierra, y mucho menos las que dependíande su abuelo, el verdadero campeón mundial de los sueñosen vigilia. 40
  • 43. $EXHOD œSRGUtDV 7Ê KDFHUPH HO IDYRU GH FRQWDUPH TXp IXH OR TXHKLFLHURQ H[DFWDPHQWH HQ WX HVFXHOD SDUD DIURQWDU HO SUREOHPD GH ODYLROHQFLD"7H FXHQWR OR TXH TXLHUDV SHUR VL PH FXHQWDV SULPHUR TXLpQ HVWXYRGHVRUGHQDQGR PLV WHVRURV$ DEXHOLWD TXp SHQD FRQWLJR HV TXH GHVSXpV GH TXH WH IXLVWH HODEXHOR VLJXLy FRQWiQGRPH HVD KLVWRULD WDQ ERQLWD GH ORV WLHPSRV GHWX HVFXHOD FXDQGR HPSH]DURQ HO SURHFWR SDUD FRQVWUXLU OD SD] HVWiEDPRV PLUDQGR WXV DSXQWHV ODV FRVDV TXH WLHQHV HQ HOFRPSXWDGRU 3HUR HO DEXHOR GD PXFKDV YXHOWDV R TXLHUR VDEHUTXp KLFLHURQ0LUD PLMR DTXt OR WLHQHV IUHQWH D WXV QDULFHV 41
  • 44. /2 48( +(026 +(&+2 +$67$ $+25$( n el año de 1998 realizamos el Proyecto de Investigación y Desarrollo: “Actitudes, Valores e Imaginarios de los Niños y Niñas en torno a la Violencia:Base para el Diseño y Validación de una Propuesta Educativa para la Construcciónde la Paz, con la participación de los propios Niños y Niñas”, con mucho éxito en 12escuelas del país, ubicadas en Pasto, Ibagué, Lérida (Tolima), Neiva, Campoalegre(Huila), Pereira y Manizales.El proyecto se llevó a cabo en cinco grandes fases, en las que lo primero que se hizofue intentar sacar conclusiones sobre cuáles eran en general las actitudes infantiles,con base en el análisis de 5.347 casos representativos, recogidos por el CINDE en laevaluación que realizó de un proyecto a nivel nacional llamado Cuclí Cuclí.Después se realizaron talleres lúdicos con los niños y las niñas en doce grupos, parareflexionar sobre sus actitudes, sus valores y sus imaginarios en torno a la violencia,la paz, la muerte y la vida. Luego se diseñó la Propuesta Educativa para la construcciónde Paz, a través de los Talleres Regionales y del Foro Nacional de los Niños y Niñaspor la Paz.Después se hicieron encuestas para evaluar las actitudes de equidad en los niños yniñas de cada institución educativa participante, y finalmente se rediseñó la propuestaeducativa de construcción de paz para su primera etapa de diseminación.En el año de 1999 el trabajo se concentró en diez centros educativos de la ciudad deManizales y se amplió la cobertura al trabajar con la totalidad de la comunidadeducativa en dichas instituciones. La propuesta se desarrolló a través de un esquemade multiplicación, formando grupos de líderes colectivos que desarrollaban el trabajoen su propia institución educativa, preparados por un equipo formador. 42
  • 45. La segunda etapa de diseminación del proyecto se desarrolla entre los años 2000 a2002. La diseminación del proyecto se trabaja en esta ocasión con veintiún escuelasy colegios oficiales de Armenia, Pereira y Manizales, y ocho instituciones de protecciónde Pereira y Manizales.La formación de multiplicadores y multiplicadoras se realizó en dos grupos, con laparticipación directa de 66 niñas y niños en calidad de líderes multiplicadoras ymultiplicadores, 44 padres y madres de familia y 66 educadores y educadoras, através de 60 talleres aproximadamente. œ< W~ HUDV D XQD GH ODV PXOWLSOLFDGRUDV" 6t PLMR 3RU ILQ (VR HUD OR TXH TXHUtD VDEHU DEL 3XHV D OR VDEHV PLMR %XHQR SHUR TXp HUDQ TXp KDFtDQ ORV PXOWLSOLFDGRUHV ODV PXOWLSOLFDGRUDV" eUDPRV ORV QLxRV QLxDV MyYHQHV SDGUHV PDGUHV HGXFDGRUHV HGXFDGRUDV TXH D SDUWLU GH XQ SURFHVR GH IRUPDFLyQ SXVLPRV HQ PDUFKD OD SURSXHVWD HGXFDWLYD HQ OD LQVWLWXFLyQ D OD TXH SHUWHQHFtDPRV œ&yPR OR KDFtDQ DEL" 6H PH RFXUUH DOJR PLMR PLUD DKt HQ HO FRPSXWDGRU XQ DUFKLYR TXH VH OODPD (TXLSRV IRUPDGRUHV PXOWLSOLFDGRUHV $Kt HVWi WRGR OR TXH WH DFDER GH GHFLU PXFKR PiV SRUTXH HVWi WDPELpQ WRGR OR GH ODV IRUPDGRUDV IRUPDGRUHV pMDPH YHU œVHUi pVWH DEL" (VH HV PLMR /pHOR PLHQWUDV R YR D YHU VL SRU ILQ WHUPLQR HVWH OLEUR TXH PH WLHQH HPEREDGD œ4Xp HVWiV OHHQGR" ¬(O 0HQVDMHUR­ (V OD ELRJUDItD GH XQ SRHWD FRORPELDQR TXH WXYR XQD YLGD WDQ SURIXQGD FRPR VX SRHVtD (O DXWRU HV XQ SDLVD LUUHYHUHQWH TXH PXULy KDFH SRFR 6H OODPDED )HUQDQGR 9DOOHMR VX HVFULWXUD PH HQFDQWD %XHQR HQWRQFHV WHUPLQD WX OLEUR R PLHQWUDV WDQWR OHR WXV FRVDV 3HUR DKRUD WH OODPR œYDOH" 9DOH 43
  • 46. / as formadoras y formadores son personas que se encargan de que se presentan en el desarrollo de la propuesta, y los cambios y ajustes quepreparar a un equipo de se deben hacer. Esmultiplicadores y importante que semultiplicadoras de la (TXLSRV escriba lo que se piensainstitución, para que en IRUPDGRUHV sobre la propuesta, sobreella desarrollen la PXOWLSOLFDGRUHV la manera como se llevapropuesta educativa. a cabo y sobre losLos formadores y cambios sugeridos.formadoras, que puede ser una sola Las formadoras o formadores deben serpersona o un Equipo, se encargan personas con una capacidad críticatambién de asesorar la puesta en marcha profunda, con gran respeto por elde la propuesta educativa y de hacerle proceso, con capacidad de expresarseguimiento. Se preparan previamente, adecuadamente lo que a su juicio estáleen, discuten y conocen a fondo la bien o mal, y deben estar pendientes depropuesta educativa, para luego que los objetivos, estrategias ycomunicarla a los equipos pedagogías de la propuesta se esténmultiplicadores. llevando a cabo.L as for madoras y formadores son Es también función de cada una de estaspersonas que pertenecen a la institución personas o del equipo brindar apoyo,y que son nombradas por ésta para pensar estrategias, contribuir a formarcumplir esa función. Es aconsejable que mejor a los multiplicadores yforme par te del grupo el rector, el multiplicadoras para que desarrollen sudirector o algunas personas que tengan trabajo con mayor calidad cada vez. Lasfunciones directivas dentro de la formadoras y formadores deben estarinstitución. La relación entre el formador pendientes de que la propuestao formadora y los equipos educativa se sostenga en el tiempo y semultiplicadores no es una relación incorpore cada vez más a la vidaautoritaria; todo lo contrario: es una institucional. La idea es que cuandorelación democrática, cercana, de perciban que los multiplicadores yamistad, de camaradería, de pares. El multiplicadoras tienen dificultades enseguimiento y la asesoría se realizan asimilar la propuesta, busquen lamediante el diálogo y la conversación manera de ofrecerles apoyo para ganarper manente con los equipos en claridad.multiplicadores y con la comunidadeducativa. Se denominan líderes multiplicadores yLas conversaciones, los materiales líderes multiplicadoras constructores yproducidos y las actividades permiten ir constructoras de paz, a aquellos niños,determinando los avances y dificultades niñas, jóvenes, madres, padres, 44
  • 47. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]educadores y educadoras, que a partir de un proceso deformación ponen en marcha la propuesta educativa en lainstitución a la que pertenecen.Los líderes multiplicadores y las líderes multiplicadoras seescogen democráticamente, con el criterio de encontrarpersonas interesadas en los asuntos del bien común de lainstitución, que sean apreciadas por el grupo y que se hayandistinguido por adelantar algunas acciones en beneficio dela comunidad educativa.Para su elección se establecen, en un amplio diálogo alinterior de la institución, unos criterios claros sobre quiénespueden ser las personas propuestas y elegidas.En el caso de las educadoras y educadores líderes deconstrucción de paz, entre mayor sea el número de personasque colaboren es mucho mejor. Puede participar gente detodos los grados y de todas las áreas, y puede tratarse deprofesionales que desempeñen cualquier función dentro dela institución.Con relación a los niños y niñas líderes constructores yconstructoras de paz, se sugiere elegirlos y elegirlas de tercergrado en adelante, hasta sexto. Se puede pensar que seandos o tres por cada uno de estos grados, pero se debe procurarque tengan representación tanto las niñas como los niños. De séptimo en adelante, hasta el último grado que tenga la institución, se nombran de la misma manera y en la misma cantidad los y las líderes. Esto es en el caso de instituciones escolares. En el caso de instituciones no escolares, es importante tratar de elegir a líderes que representen a dos o tres grupos diferentes que se conformen según la edad. En cuanto a las madres y padres de familia líderes de construcción de paz, se propone que se vinculen quienesrealmente lo deseen y hayan mostrado interés en aportar sucuota a las actividades que se hayan realizado. 45
  • 48. El número de personas que conforme el equipo multiplicador depende del criterioque para ello se tenga en cada institución. Sin embargo, el proyecto sugiere que nose conformen grupos con más de doce personas ni menos de ocho.Cuando en este proyecto se habla de liderazgo, se está haciendo referencia a unliderazgo colectivo que se ejerce en grupo, donde lo que interesa es practicar elpoder como un servicio, como una colaboración en los asuntos del bien común, delbienestar de todas y de todos; y donde el estatus que se gana es para el bien de todala comunidad educativa. No se pretende reforzar un liderazgo individualista, con elque una persona sobresale, manipula, maneja a las demás personas y aprovecha elpoder en beneficio personal, como forma de dominación y como manera de favorecersus intereses individuales y su prestigio.Los líderes multiplicadores y las líderes multiplicadoras ejercerán las siguientesfunciones dentro de la propuesta educativa: Participarán en los talleres de formación organizados por los formadores y formadoras. Con el apoyo de los educadores, educadoras, madres y padres de familia, que ya tengan formación en el proyecto, coordinarán la puesta en marcha de la propuesta educativa para la construcción de paz en la institución. Además se encargarán de ir evaluando y analizando cómo va la propuesta, y qué ajustes y cambios hay que hacer. Escucharán permanentemente la opinión de los compañeros y compañeras, y llevarán las inquietudes a las reuniones. Estarán vigilantes para que la propuesta educativa vaya ganando cada vez más espacio en la vida institucional, para que se solidifique y perdure. Procurarán, en todo tiempo y espacio de la vida institucional, que se construyan ambientes de convivencia y de negociación de los problemas. Se relacionarán con las formadoras y formadores de manera permanente y en búsqueda de mejoramiento de los procesos. Elaborarán en equipo informes escritos de las actividades, por lo menos dos veces al año, y a partir de ellos corregirán y fortalecerán las acciones. 46
  • 49. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]/LVWR DEXHOLWD D OR WHQJR FODUR TXLHUR VHU XQ OtGHU PXOWLSOLFDGRU(VR QR HV VyOR TXHULHQGR PLMR 7LHQHV TXH WUDEDMDU SDUD ORJUDUOR SHURHVWR VHJXUD GH TXH W~ OR KDUtDV PX ELHQ< œFyPR FRQVWUXtDQ OD SD] DEXHOLWD"&DPLQDQGR PLMR FDPLQDQGR %XVFD HQ HVD FDMD XQ SDSHOLWRDPDULOOR TXH GLFH /26 &8$752 &$0,126 /pHOR DKRUDKDEODPRV SRUTXH TXLHUR VHJXLU OHHQGR PL OLEUR <D PH IDOWDQPX SRFDV SiJLQDV< HQ TXp YDV DEXHOD(VWD SDUWH GH OD KLVWRULD HV WULVWH SRUTXH HV FXDQGR D VHHVWi PXULHQGR 3RUILULR %DUED -DFRE TXH HV HO SRHWD GHO TXHWH KDEOpHVSXpV PH FXHQWDV DOJR VREUH pO œYDOH"9DOH 0LHQWUDV WDQWR PLUD OR TXH WH GLJR (VD KLVWRULDWDPELpQ HV PX ERQLWD9DPRV D YHU /26 &8$752 &$0,126 Nos dijeron que antes de empezar a caminar nos contarían cuáles eran los caminos, y que para eso nos iban a explicar las bases conceptuales del proyecto, mejor dicho, del recorrido. Cuando nos dijeron “bases conceptuales”, todos y todas nos quedamos con la boca abierta, pues era como si nos hablaran en chino. La gente del equipo de formadoras y formadores entendió que no entendíamos, y fue entonces cuando nos explicaron que el trabajo se dividía en dos partes: la parte teórica y la parte práctica. 47
  • 50. Según nos dijeron, las bases conceptuales corresponden a la parte teórica, que es como el mapa, o como una guía de turismo en donde uno encuentra las explicaciones, las definiciones, y las aclaraciones de los lugares nuevos que se van a visitar, lugares que en el recorrido de los caminos se convierten en palabras y en ideas como el autoconcepto, el reconocimiento, la creatividad, el respeto, la ciudadanía y la democracia. Y la parte práctica son las herramientas que se necesitan para recorrer el camino, como por ejemplo el bastón, la cantimplora y los binóculos, que en este caso corresponden a las actividades que haremos más adelante, y que consisten en los talleres, la articulación del proyecto a la vida institucional y las jornadas por la paz. Mejor dicho, la parte práctica es como volver a recorrer el camino, y en ese segundo recorrido es cuando ejercitaremos lo aprendido en la parte teórica. Como decidí anotarlo todo voy a escribir tanto la parte teórica como la práctica, y voy a empezar en orden. Primero el Camino del Afecto, después el Camino de la Creatividad, después el Camino de lo Ético y por último el Camino de lo Político. Y al final de todo... las herramientas. esde que era una niña la abuela Ana siempre iba de un lado a otro en su bicicleta, con su gorra de béisbol, su morral a la espalda, su pito y sus ojos maravillados con todo lo que hallaban a su paso. A sus quince años tuvo la suerte de estar en el lugar al que llegaron esas gentes con el cuento de que se podía soñar una mejor forma de vida. Ese lugar era su escuela; y Ana se entusiasmó tanto que desde el primer día de trabajo se destacó por su afán, por su alegría y por sus ganas de intentar cambiar la dura realidad del país. Ana tomó notas desde el comienzo del proceso, y cuando tuvo por fin un computador en su casa lo usó como otra gran caja de cartón4848
  • 51. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]donde podía guardar sus tesoros. Después de eso el tiempo siguió su marcha, veloz olenta según se quiera mirar pero sin duda inclemente, y pasaron más de cuarenta añospara que un niño llamado Ramón redescubriera los tesoros de su abuela, los desempolvaray los saboreara con el mismo entusiasmo que tuvo ella en ese entonces. Acompañado detanto en tanto por su abuelo y por su abuela, Ramón comenzó a recorrer los cuatrocaminos. 9HQ DEXHOLWR D TXH QR HVWiV KDFLHQGR QDGD DFRPSixDPH D OHHU ORV DSXQWHV GH OD DEXHOD œ4XH QR HVWR KDFLHQGR QDGD" (V TXH FRPR WH YHR PLUDQGR SRU OD YHQWDQD œ< HVR WH SDUHFH TXH HV KDFHU QDGD" 3HUR EXHQR OHDPRV œ3RU GyQGH YDV" 9R D HPSH]DU D OHHU HO &DPLQR GHO $IHFWR $K HQWRQFHV QR YDPRV D OHHU VLQR D FDPLQDU 9HQ SXHV FDPLQHPRV (/ &$0,12 (/ $)(&72 + asta donde he entendido, el Camino del Afecto me conducirá al mundo sensible, en un recorrido por los sentimientos, las emociones y las pasiones que las personas somos capaces de expresar día a día. Hey, tú, pequeño muchachito que no dejas de mirarme como si hubieras visto un fantasma, pero con esos ojitos tan dulces que más que asustados parecen enternecidos, ¿quieres venir conmigo? No te preocupes. Lo peor que nos puede pasar, según me han dicho, es que se nos atraviese un conejo con una palabra nueva aprisionada entre sus fauces; pero más allá del susto lo que nos quedará será el eco de esa palabra que seguramente será afectuosa, resonando como una canción que nos alegrará la vida. 49
  • 52. Ven conmigo. Aprenderemos que el mundo sensible es ese grado de afectividad quenecesitamos tú y yo, y que necesitan todas las personas para convivir en paz, paranegociar los pequeños y grandes acuerdos de la vida en comunidad, para manifestarrespeto activo y equidad frente a las diferencias de etnia, género e ideas. El mundosensible es la capacidad de amar y recibir amor, de expresar pasiones, de dar y recibircaricias. Puede ser interesante. ¿vienes? œ4XLpQ HV HO PXFKDFKLWR DO TXH OH KDEOD PL DEXHOD DEXHOR" <D OR VDEUiV 5DPRQFKR 7RGR D VX GHELGR WLHPSR %DVHV &RQFHSWXDOHVEl mundo sensible tiene una base importante, y es una cosa que todas y todos tenemosy casi nadie sabe cómo se llama: autoconcepto.El autoconcepto es la manera como organizo en mi mente las ideas sobre mí misma,las ideas que surgen de la forma como me siento y me veo cuando estoy sola conmigomisma o cuando estoy con otras personas. Entre mejor organice estas ideas, tengomayores posibilidades de conocerme mejor, de saber cuáles son mis destrezas ydebilidades, mis logros y fracasos, mis preferencias, mis formas de actuar. Mejordicho, el autoconcepto me permite conocer mi forma particular de ver la realidad yde actuar en ella.El autoconcepto es la imagen que yo tengo sobre mi persona a partir del conocimientoque creo tener de mí misma. Es un proceso de mi desarrollo personal que se iniciacon un encuentro íntimo conmigo misma. En ese encuentro yo me analizo, mepregunto cosas sobre mí, y me respondo. Las respuestas que me doy son la imagenque yo construyo de mí, de mi forma de ser, sentir, pensar, actuar; de la forma comorepresento mis realidades, como me veo en los lugares a los que voy o en los queestoy con más frecuencia, y como organizo mi propio mundo.El autoconcepto también tiene que ver con los sentimientos y las emociones que seproducen dentro de mí cuando estoy frente a otras personas, en especial si sonpersonas que para mí son importantes, como mi madre y mi padre, mis hermanos yhermanas, mis educadores y educadoras, mis amigas y mis amigos.La primera imagen de mi persona la formo a partir de mi relación conmigo misma, ydespués la continúo formando a partir de las relaciones que establezco con las otraspersonas que para mí son importantes. Y como esa autoimagen se construye durante 50
  • 53. toda la vida, si desde el principio, o sea, desde que soy una niña pequeña con uso derazón - como decía mi abuela -, logro hacer un análisis a conciencia, es decir, unaverdadera autorreflexión, seguramente seré una persona auténtica, proactiva, segurade mí misma, ubicada y situada en una realidad concreta, y con capacidad deintervenir en mi propia vida para hacerla más humana y con mayores niveles de calidad.Para que la construcción del autoconcepto sea un proceso continuo que siempre estéevolucionando, necesito más información sobre mí misma y sobre las personas queme rodean. Pero para tener mayor información no es necesario que me la paseescudriñando en las vidas ajenas, ni importunando a las demás personas con preguntaspersonales y atrevidas. Esa mayor información me llega por sí sola cuando establezcorelaciones de reconocimiento; es decir, cuando estoy en capacidad de reconocerhabilidades, valores y limitaciones tanto en mí misma como en las demás personas.Esto no es tan fácil como parece; la verdad es que se requiere un trabajo arduo yconstante de autorreflexión, pues es acá en donde tengo que tomar conciencia de mí,de mis valores, mis cualidades y limitaciones, y hacer una valoración positiva o negativade lo que soy y de lo que puedo llegar a ser. Dependiendo de la valoración que hagade mí misma estaré en condiciones de expresar libremente mis afectos y mis planes, yde hacer cosas buscando siempre mejorar mi calidad de vida.La construcción de un autoconcepto realista también tiene que ver con el nivel deaceptación que yo tenga de mis cualidades y limitaciones. O sea que no basta laautorreflexión, sino que tengo que ser capaz de aceptar mis propias conclusiones.Esto está relacionado con la capacidad de amor que yo tenga haciamí misma, y con el hecho de aprender a amar sinpisotear a otras personas, y para esto esnecesario construir siempre nuevos estadosde amor y de aceptación hacia missemejantes.El desarrollo de esta capacidad deamarse y de amar a otros y a otras tieneque ver directamente con el desarrollode la autoestima y con la construcciónde relaciones de reconocimiento.Hablemos por ahora de la autoestima. 51
  • 54. La autoestima es el conjunto de emociones que cada persona siente hacia sí misma.El nivel de mi autoestima se refleja en la forma como me juzgo. Digamos que nosotraslas niñas, los niños y la gente joven tenemos un adecuado desarrollo de la autoestimacuando una buena parte de nuestras actitudes son de aprobación; esto indica en quémedida me siento digna, tranquila y capaz de hacer bien las cosas.Por consiguiente, la autoestima tiene que ver con la capacidad de amor que cadapersona desarrolla por sí misma, esto es, su capacidad para expresar aceptación,reconocimiento y posibilidad de afecto. $EXHOR R WRGDYtD QR HQWLHQGR SRU TXp KD JHQWH TXH QR VH TXLHUH D Vt PLVPD 6XSRQJR TXH KD PXFKDV UD]RQHV PLMR 8QD GH HOODV SXHGH VHU TXH HV JHQWH D OD TXH GH SHTXHxD QR OD TXLVLHURQ QR OD FRQVLQWLHURQ œ7~ FUHHV" <R FUHREn la autoestima se combinan cinco diferentes clases de autorreflexión:La autoimagen, es decir, la posibilidad que yo tengo de percibirme a mí mismacomo lo que realmente soy, de manera objetiva y realista. Se podría decir que esta esla autorreflexión que tiene mayor relación con el autoconcepto.La autovaloración, o sea la posibilidad de hacer un juicio positivo, realista y objetivode cada una de las actitudes que las personas asumen cuando se relacionan conmigo.La autoconfianza, que es creer que puedo realizar proyectos de calidad y generaralternativas de desarrollo. Es sentirme segura de mí misma. 52
  • 55. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]La autoafirmación, es decir, la libertad de ser yo misma y de tomardecisiones de manera adecuada.La autorrealización, que consiste en el desarrollo adecuado demis propias capacidades. Esto me lo facilita el contacto con otrosseres que me aman, me respetan, me protegen, me hacen sentirimportante, y al relacionarse conmigo me ayudan a construir unaexcelente imagen de mí misma.Desarrollar un autoconcepto sano en las niñas, los niños y la gentejoven, es darnos herramientas para que en nuestra relación conotras personas similares desar rollemos habilidades para lacomprensión y el establecimiento de actitudes de reconocimientohacia nosotras y nosotros mismos y hacia esas otras personas. Unautoconcepto realista permite que establezcamos relaciones de nocompetencia en las que el trabajo cooperativo es fundamental. Estasson actitudes que proporcionan una vivencia cotidiana de la paz,del reconocimiento y de la convivencia.Y en esto nuestras instituciones educativas tienen una tareasupremamente importante, que consiste en diseñar estrategiasdirigidas a que las niñas, los niños y las personas jóvenes vayamosconstruyendo una imagen positiva de nosotras y nosotros mismos,y de nuestros compañeros y compañeras. De esta manera estaremosen condiciones de establecer, con las demás personas menores,relaciones de cooperación, de solidaridad, de responsabilidadindividual y social, de autocuidado y de búsqueda conjunta delbienestar. Es preciso desarrollar en nosotras las personas menoresactitudes que nos hagan sentir seguras de nosotras mismas,autónomas y con capacidad para vivir nuestros derechos y deberesy para imaginarlos hacia el futuro. Esto se logra en parte cuando senos invita a participar tanto en la organización como en el desarrollomismo de los proyectos educativos que la institución se proponga.Las siguientes son algunas sugerencias que pueden servir para quela institución educativa ayude al fortalecimiento del autoconceptoen niñas, niños y jóvenes: 53
  • 56. o Que se organicen cursos y talleres especiales cuyo fin sea el fortalecimiento de un pensamiento flexible en nosotras las personas menores, un pensamiento que nos lleve a ser menos rígidas con nosotras mismas y a asumir de una manera más tranquila las ocasiones en que nos parece que las cosas no funcionan bien y que es necesario cambiarlas, por más que se trate de leyes o costumbres desde hace mucho tiempo establecidas y aceptadas. Estas ocasiones son precisamente los retos con los que debe enfrentarse nuestra imaginación para encontrar propuestas para mejorar las cosas, propuestas que sean tan buenas que puedan ser aceptadas por la comunidad. Es importante que en la institución educativa nos ayuden a no ver las leyes o reglamentaciones como absolutas e invariables, y por el contrario se nos impulse a confrontar, negociar y concertar tales normas.o Que nos enseñen a no llamar a nadie con adjetivos despectivos que atropellan nuestra imagen. Que nos inviten continuamente a escucharnos a nosotras y a nosotros mismos, y a escuchar las diferencias, pues de ellas casi siempre se obtienen nuevos aprendizajes. o Que se organicen cursos y talleres cuyo fin sea el fortalecimiento de nuestro proyecto de vida, es decir, del futuro que nos hemos propuesto alcanzar. Dependiendo de cómo me defina y defina mis metas y estrategias, estaré en capacidad de aprovechar o no las oportunidades que me ofrezca la vida. o Es importante que nos enseñen a las niñas, niños y jóvenes a ser equilibrados al momento de autocriticarnos; y ser equilibrados consiste en tener opiniones claras sobre nosotras y nosotros, para que no atentemos contra nuestra propia imagen innecesariamente. De lo que se trata no es de juzgarnos por juzgarnos, sino de aprender a pensar una y otra vez en nuestras actitudes, nuestros sentimientos y nuestras formas particulares de analizar las cosas, sin que sea necesario destruir lo bueno que exista en ellas, sino por el contrario adoptando estrategias que nos permitan crecer y acercarnos cada día más a nuestros ideales. o Es importante que nos enseñen a las niñas y a los niños a expresar de manera clara nuestros sentimientos, a reconocer a otra gente en la expresión de las emociones, de la ternura y de las caricias. Estas son formas muy sencillas de hacer sentir importantes a las demás personas.54
  • 57. La siguiente es una lista de las mínimas cosas que niñas, niños y jóvenes podemoshacer para lograr un buen concepto de nosotras y nosotros, cosas para las quenecesitamos el apoyo de las educadoras y educadores: o Reconocer que existen personas que nos piensan, que nos aman, que se preocupan por nuestro bienestar, que están dispuestas a apoyarnos, que nos corrigen con amor y nos cuidan. o Preguntarnos y respondernos lo más claramente posible: ¿quiénes somos? ¿cuáles son nuestras cualidades, defectos y limitaciones? o Trabajar muy duro no sólo en conocernos muy bien, sino sobre todo en aceptarnos tal como somos, y a partir de ahí construir positivamente nuestra imagen; es decir, cerrar los ojos y pensar en lo que realmente somos cada una y cada uno de nosotros, tanto en el aspecto físico como en el moral o espiritual, con nuestras cualidades y defectos, con lo positivo y lo negativo de nuestra personalidad. Esa imagen nuestra deberá ser una imagen tan objetiva que cerrar los ojos y mirarla allí adentro de nuestra mente deberá ser casi lo mismo que vernos en un espejo. o Aprender a elaborar estrategias y planes concretos sobre nuestra vida para sentir que somos nosotras y nosotros mismos los principales protagonistas de nuestro propio desarrollo. o El hecho de mejorar nuestro autoconcepto es un paso importante que nos permitirá gozar de la libertad y la tranquilidad que necesitaremos en nuestros próximos encuentros con las demás personas. Por ejemplo, yo sé que en mi próximo encuentro contigo estaré preparada para saber quién eres tú y para ganarme tu corazón y ofrecerte el mío, porque también seré capaz de mostrarte quién soy yo como compañera tuya, habitante del planeta tierra. Y conociéndote y conociéndome, tanto tú a mí como yo a ti, y ambos a los dos y a cada uno, probablemente seremos capaces de convivir en paz. 55
  • 58. Ahora hablemos del reconocimiento. Me dicen que si llego a desarrollar mi potencialafectivo seré capaz de unirme sentimentalmente a mucha gente, a mis amigos y amigas,a mis parientes, incluso a gente que esté empezando a conocer.El reconocimiento es la capacidad para entender que las demás personas sonrealmente eso: otras personas. Es decir, son diferentes a mí, y llevan por dentrotodo un mundo diferente al mío. El reconocimiento también es la capacidad desentir que esas otras personas con las que convivo me aportan y me ayudan acrecer, y no es necesario competir con ellas, sino más bien aceptarlas y entenderlasy sentir que también ellas me aceptan y me entienden.Estas relaciones de reconocimiento me ayudan a comprenderme a mí misma y asaber quién soy yo en medio de las demás personas, a observarme en mi relacióncon esas otras personas con quienes puedo pensar y hacer realidad una forma devida llena de situaciones de paz. Una paz que significa equidad y respeto por ladiferencia. Por eso es que dicen que el desarrollo afectivo se refiere a la relaciónentre mi propio mundo interior y el mundo exterior que me rodea. Hablar deafectividad es hablar de sentimientos. ˜4Xp VRQ ORV VHQWLPLHQWRV" / os sentimientos son las diferentes formas como el mundo exterior me afecta y como yo afecto al mundo exterior. Cada una de esas formas corresponde a cada uno de los diferentes sentimientos: rabia, amor, desapego, agrado, caos, armonía, y tantos otros. Esos son los sentimientos vistos desde afuera. Pero vale la pena mirarlos por dentro, saber de qué están hechos los sentimientos, cuáles son las sustancias que los forman. Hay quienes afirman que los sentimientos están hechos de dos cosas: la emoción y la razón. Y que sólo cuando esas dos cosas se juntan se puede hablar de sentimientos. Yo no sé si eso será verdad pero eso es lo que dicen que dicen los que dicen que saben.56
  • 59. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]Una forma muy bella de expresar mis sentimientos de afecto es a través de las cariciasy de la ternura, sobre todo teniendo en cuenta que las personas necesitan serreconocidas, saberse importantes. La ternura y las caricias se expresan los sentimientosy las emociones, pues aquellos y éstas son formas de pensar, de sentir y de actuar quese manifiestan en las palabras, en los gestos y en los acercamientos desde el abrazo, elbeso, la frase cálida y la acogida. 2 VHD TXH R QR VRODPHQWH WH TXLHUR FRQ HO FRUD]yQ FLHUWR DEL" $Vt HV WDPSRFR PH TXLHUHV VyOR FRQ OD FDEH]D 0HMRU GLFKR DEXHOLWR FXDQGR XQR VLHQWH VLHQWH FRQ WRGR HO FXHUSR < FRQ WXV FRQRFLPLHQWRV &RQ WX IRUPD GH FRPXQLFDUWH GH HVFXFKDU FRQ WXV JXVWRV FRQ WX IRUPD GH YHU GH HQWHQGHU ODV FRVDV < QR WH ROYLGHV GHO HVStULWX $K FODUR (O HVStULWX < DEXHOLWR œTXp HV HO HVStULWX" 0PP PHMRU VLJDPRV (VSHUD SHUR HQWRQFHV WRGR HVWR TXLHUH GHFLU TXH OD PHQWH QR VyOR SLHQVD VLQR TXH WDPELpQ VLHQWH HO FRUD]yQ QR VyOR VLHQWH VLQR TXH WDPELpQ SLHQVD 4XL]iV SUREDEOHPHQWH WDO YH] PLMR SHUR SDUD KDFHUOR PiV FRUWR HV OR TXH OODPDQ OD PHQWH UDFLRQDO OD PHQWH HPRFLRQDO $GHPiV R QR HVWR VHJXUR GH TXH VHD HO FRUD]yQ HO yUJDQR UHVSRQVDEOH GH ODV HPRFLRQHV +D TXLHQHV GLFHQ TXH HV HO KtJDGR R HO HVWyPDJR R ORV ULxRQHV < KD TXLHQHV QR DWULEXHQ ORV VHQWLPLHQWRV D FLHUWRV yUJDQRV GHWHUPLQDGRV VLQR D ODV FKDFUDV TXH VRQ UHJLRQHV GHO FXHUSR < FRPR ODV FLHQFLDV XQDV YHFHV GHWHUPLQDQ XQD FRVD GHVSXpV RWUD SXHV OD YHUGDG HV TXH QR Vp /R TXH SDVD HV TXH VL R OH GLJR D WX DEXHOD TXH OD TXLHUR FRQ HO FRUD]yQ VXHQD PiV ERQLWR TXH VL OH GLJR TXH OD TXLHUR FRQ ORV ULxRQHV R VL OH GLJR TXH HO VyOR KHFKR GH YHUOD PH FRVTXLOOHD HQ ODV FKDFUDV -D -D 7DQ FKLVWRVR PL DEXHOR œ1R HVWiV GH DFXHUGR" 3XHGH VHU (V FXHVWLyQ GH JXVWRV GH FRVWXPEUHV FUHR <D (Q WRGR FDVR OR UDFLRQDO OR HPRFLRQDO VRQ IDFXOWDGHV TXH RSHUDQ GH PDQHUD FDVL LQGHSHQGLHQWH GHVGH VXV SURSLRV FLUFXLWRV SHUR DPEDV HVWiQ LQWHUFRQHFWDGDV DO FHUHEUR (QWLHQGR 6LJDPRV SXHV 57
  • 60. Ya es de noche, y veo a lo lejos las luces amarillas de lo que parece ser un pueblo. Eso me indica que estoy llegando al final de este cálido Camino del Afecto, al que con seguridad regresaré de vez en cuando para llenar mi espíritu de sentimientos y emociones que me interesa cultivar muy adentro. Pero no quiero dejar el camino sin antes dar unas cuantas vueltas alrededor de este gigantesco árbol de la equidad. En la propuesta educativa Niñas, niños y jóvenes constructores de paz, la justicia se entiende como la forma de manifestarse la equidad; es decir, es como si la equidad fuera la sustancia de la que está echa la justicia. Mientras la equidad está en el mundo de las ideas, la justicia baja desde ese mundo y aterriza en la tierra, pues se hace manifiesta y se concreta en hechos y acciones, se hace tangible a través de la regulación de acuerdos en los que se intenta equilibrar los desajustes y las desigualdades sociales, políticas y económicas, desigualdades que van de un extremo al otro: desde quienes tienen demasiado hasta quienes no tienen absolutamente nada. En todo caso, la justicia y la equidad son la expresión del reconocimiento. Vivir la equidad es asumir actitudes de respeto a las diferencias, de negociación de los conflictos y de construcción de un esquema de valores en el que se incluya el pensar y el sentir de las demás personas. Cuando yo pienso en la palabra equidad se viene a mi mente de inmediato la palabra igualdad. Pero la igualdad ahí solita como un concepto o como una idea no puede resolver nada en la vida práctica de las personas, y por eso busca apoyo en el derecho para ser más que una idea, para hacerse una realidad, para ser igualdad de opciones y de oportunidades, y de esta manera posibilitar efectivamente la convivencia en paz. La expresión de la equidad es entonces la expresión de la inclusión, de la igualdad de oportunidades y del derecho.58
  • 61. Por lo tanto, avanzar hacia la configuración de un país para vivir la equidad es avanzaren la elaboración de normas, de acuerdos políticos y de programas culturales con losque se busque preservar las diferencias. Normas, acuerdos y programas que propicienla inclusión de las otras personas en la toma de decisiones y en la construcción de unespacio plural de vida en el que todas y todos tengamos igualdad de derechos. Y queese espacio sea como un escenario multicultural en el que las gentes con distintasraíces puedan coexistir, puedan aprender a leer los distintos mensajes o las diferentesimágenes de las otras personas, puedan mirar más allá de las fronteras de la raza, el género, el idioma y la edad, sin prejuicios o engaños, y puedan aprender a pensar en la vida teniendo como marco una sociedad en constante proceso de mezcla y de cambio. 0H JXVWy PXFKR HVWH FDPLQR DEXHOLWR (V PX ERQLWR PLMR < œDSUHQGLVWH DOJR QXHYR" 3XHV QXHYR QXHYR QR Vp WDO YH] Vt KD PXFKDV FRVDV TXH QR VDEtD FRPR OR GHO DXWRFRQFHSWR OD DXWRHVWLPD HO UHFRQRFLPLHQWR 3HUR FUHR TXH OR PiV LPSRUWDQWH HV TXH GHILQLWLYDPHQWH HO DPRU HV FODYH &LHUWR FRPR GHFtD XQD YLHMD FDQFLyQ ¬7RGR OR TXH QHFHVLWDV HV DPRU­ 6HJXUDPHQWH œ< TXp VLJXH" 6yOR UHFXHUGR HVD IUDVH PLMR 1R QR KDEOR GH OD FDQFLyQ 0H UHILHUR D ORV FDPLQRV 3XHV SRU OR JHQHUDO GHVSXpV GH XQ FDPLQR VLJXH RWUR FDPLQR VL YDPRV HQ RUGHQ VLJXH HO &DPLQR GH OD &UHDWLYLGDG (QWRQFHV OHDPRV 59
  • 62. (/ &$0,12 ( /$ &5($7,9,$( l Camino de la Creatividad me conducirá al mundo de la imaginación, que es un mundo tan real como el que veo y toco cada día. Desde el mundo de laimaginación intentaré cambiar ese otro mundo al que llamamos real, ese mundo enel que nos movemos físicamente y en el que compartimos la vida con tanta gentediferente.Acompáñame si quieres, pequeño habitante de mi pueblo y de mi escuela. Me handicho que al recorrer el Camino de la Creatividad podremos imaginarnos alternativasconstructivas, nuevas propuestas y diferentes salidas para resolver los problemasque a diario se nos presentan. Y que esto se logra encontrando, también mediante lacreatividad, nuevas formas para mejorar nuestro autoconcepto, y otras formas deser y de relacionarnos con las demás personas.Recuerda que este proyecto de construcción está dirigido a que aprendamos a convivirpacíficamente y a resolver nuestros conflictos sin necesidad de recurrir a la violencia,y para ello estamos explorando estos caminos. ¿vienes? %DVHV &RQFHSWXDOHVRecuerdo haber oído que la creatividad tiene que ver con la aptitud para crear yrecrear los problemas, para imaginarlos de manera distinta, para pensar en múltiplesalternativas, para plantear las dificultades y para encontrar diferentes solucionesposibles. Todo esto tiene que ver con problemas y conflictos, y las siguientes sonalgunas ideas que he escuchado sobre el tema últimamente:La vida humana no sería humana sin conflictos. Las personas nos encontramospermanentemente ante problemas, y eso nos demuestra que estamos con vida yque nuestros principales encuentros se dan entre seres humanos. En la gran mayoríade estos encuentros necesariamente surgen conflictos. Es lógico: si surgen dentro demí cuando me encuentro sola y discuto conmigo misma, con mayor razón se hacenpresentes cuando me relaciono con otras personas.En esas complejas, intensas y hermosas relaciones con los otros seres humanossiempre hay contradicciones, antagonismos, oposiciones, discusiones, formasdiferentes de pensar. Siempre están de por medio los afanes de cada quien, los 60
  • 63. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]intereses colectivos, el poder de dominación y el ánimo de cooperación. También,por supuesto, hay relaciones sencillas, fáciles y pasajeras que se desarrollannaturalmente y que sólo traen alegrías. Pero es en las relaciones difíciles, conflictivas,y permanentes en donde nuestra creatividad es más necesaria. ˜&yPR SRGHPRV GHVDUUROODU QXHVWUR SRWHQFLDO FUHDGRU"Para empezar, lo ideal es contar con un ambiente propicio que nos estimule. Esdecir, tener alrededor gente dispuesta a mejorar nuestra vida en común. También esimportante desarrollar nuestra capacidad de autoestima y tener un autoconceptoequilibrado.Vivir en el conflicto y ser creativo o creativa es ser capaces de generar algo nuevo, esidearse un nuevo camino y darlo a conocer para que otras personas lo transiten, esbuscar nuevas posibilidades, es superar las formas tradicionales de resolución delconflicto y construir nuevas formas cercanas a la negociación y al diálogo activo.Vivir el conflicto y ser parte de él, como en realidad nos acontece a los seres humanos,nos genera dificultades y tensiones; nos produce molestias, temores e inseguridades.Pero eso es parte de nuestra condición, y al mismo tiempo es la posibilidad de sermás humanas y humanos, de innovar y de proponer nuevas posibilidades paranuestra realización como mujeres y hombres.La creatividad es la combinación de ideas para mejorar la convivencia; es la acciónpara negociar los problemas; es la capacidad de obtener respuestas exitosas en elcamino de una democracia estable y con un importante contenido social. 61
  • 64. La creatividad, aplicada a la vida en sociedad, tiene que ver con transformaciones ycon la creación de condiciones para vivir mejor en comunidad; y eso está relacionadocon la idea de que nuestra existencia es un acto mucho más profundo que el simplehecho de respirar; y está relacionado también con la posibilidad de soñar mundosposibles a partir de la libertad y la autonomía que tenemos los seres humanos y quepodemos construir y reconstruir a diario. &DUDFWHUtVWLFDV GH ODV SHUVRQDV FUHDWLYDV DQWH HO FRQIOLFWREl mejor momento para conocer de verdad a una persona o para conocerme a mímisma es cuando se presentan los conflictos. Al surgir un conflicto hay quienesreaccionan violentamente, o con indiferencia, o con temor. También hay personasque se angustian y se quedan inmóviles, o personas temerosas que renuncian hastaa sus más mínimos derechos, o personas que simplemente no tienen la capacidad ola voluntad de entender lo que sucede. Pero también hay personas que enfrentanlos conflictos, que tienen la suficiente sabiduría para resolverlos de la mejor manera,que son conciliadoras, que no sólo se preocupan por ellas sino por su comunidad,que tienen la capacidad para imaginarse un mundo mejor y que luchanconstantemente por alcanzarlo. Son seres especiales; son gente que yo quisiera tenersiempre a mi lado, pues son personas necesarias para cualquier grupo que compartala vida; son hombres, mujeres, niñas, niños y jóvenes indispensables, a quienespodemos definir como personas creativas. 62
  • 65. En realidad yo quiero ser tan creativa como ciertas personas que conozco. Yo quierotener una vida bonita y tranquila y sé que lo puedo lograr, porque depende en granparte de mí. Como es algo que me he propuesto seriamente, apunté estas característicasde las personas creativas frente a los conflictos. /DV SHUVRQDV FUHDWLYDV Se abren a las demás personas para reconocerlas y ser reconocidas, aceptando las diferencias en las formas de pensar, de ver, de sentir, de hablar, de ser, de desear, de rezar. Entienden que el diálogo es un acto de comunicación entre dos o más personas, que consiste en dar y recibir. Saben que mejorar la capacidad de diálogo significa aprender a escuchar, tratar de entender lo que alguien está diciendo; y significa también aprender a expresarse con claridad para hacerse entender. Las personas creativas, cuando dialogan, buscan los diferentes sentidos y significados de lo que se está expresando, y consideran que para lograr esto son importantes el interés, la claridad y la honestidad, pues la idea es descubrir realidades, develar misterios, establecer consensos, precisar los desacuerdos. Consideran que un buen diálogo facilita la negociación de las diferencias y el respeto de lo acordado, y también permite reconsiderar los puntos de vista, reconocer los errores y cambiar de opinión cuando haya que hacerlo. Entienden que la mejor manera de vivir en comunidad es con equidad, lo que no significa que seamos iguales, sino que aun siendo diferentes por razón de género, etnia, religión, ideas o condición, tenemos los mismos derechos. Las personas realmente creativas se comprometen con estas ideas y trabajan siempre en la construcción de un pensamiento cada vez más igualitario. Son capaces de ubicar y plantear los problemas, de buscar distintas soluciones y de encontrar la mejor, la más conducente, la más viable, la más efectiva, la que esté al alcance de los recursos y de los tiempos disponibles. Pueden afrontar al tiempo varios problemas y jerarquizarlos en orden de importancia. Son flexibles con los tiempos, los recursos y los espacios en los que se desenvuelven, y con los procesos que se adelantan. Son móviles, es decir, no tienen ideas fijas y aceptan los cambios pensando en el futuro. 63
  • 66. Tienen cierta facilidad para prever el futuro de la humanidad, y pueden imaginar alternativas interesantes frente a los grandes problemas del planeta. Tienen una actitud activa, dinámica, propositiva. Las personas creativas consideran que es el debate democrático y la construcción de nuevas alternativas lo que amplía las posibilidades de los seres humanos, y que el peor error que se puede cometer es intentar solucionar un conflicto eliminando o destruyendo al contendor o contradictor. œ7~ WH FRQVLGHUDV XQD SHUVRQD FUHDWLYD DEXHOR" %XHQR XQ SRFR SLHQVD TXH QR PiV SDUD GHFLGLU WRGRV ORV GtDV OR TXH VH YD D FRPHU HQ HVWD FDVD VH QHFHVLWD FUHDWLYLGDG œ1R FUHHV" 7LHQHV UD]yQ HV TXH W~ FRFLQDV GHOLFLRVR DEXHOR 3HUR QR HV VyOR FRFLQDU &XDQGR PiV FUHDWLYLGDG VH QHFHVLWD HV FXDQGR QR HQFXHQWUDV PiV TXH XQ DSLR XQD ]DQDKRULD HQ OD QHYHUD œ< W~ WH FRQVLGHUDV FUHDWLYR" $ YHFHV DEXHOR /D YHUGDG WUDWR GH VHUOR SHUR KD GtDV HQ TXH DPDQH]FR GHSULPLGR VLQ JDQDV GH VDOXGDU D QDGLH VLHQWR TXH HQ HVRV PRPHQWRV PH KDFH IDOWD FUHDWLYLGDG %XHQR PLMR <R FUHR TXH HVR QRV SDVD D WRGDV D WRGRV < W~ WDPELpQ WLHQHV UD]RQHV SDUD GHSULPLUWH GH YH] HQ FXDQGR œ&UHHV TXH OD IDOWD GH PL PDPi VHD OD FDXVD GH PLV GHSUHVLRQHV" 3XHGH VHU XQD GH ODV FDXVDV PiV LPSRUWDQWHV PLMR 3HUR W~ OR VDEHV PDQHMDU PH SDUHFH %XHQR PHMRU VLJDPRV OHHQGR OR TXH DQRWy PL DEXHOD VREUH FUHDWLYLGDG œ4XLHUHV OHHU W~" $ YHU64
  • 67. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD] 3HQVDQGR HQ FRQIOLFWRV YLROHQFLDYo anhelaba una vida sin conflictos. Me gustaba pensar que llegaría el día en que notendría ni un solo problema, y entonces sería feliz. Pero ahora resulta que según loque me han dicho las personas del equipo de formadoras y formadores, los conflictosy los problemas no solamente estarán siempre presentes en mi vida, sustituyéndosey acompañándose unos a otros permanentemente, sino que son necesarios para micrecimiento y para la evolución de mi espíritu, de mi mente y de mis emociones.Desde el día en que entendí esto mi actitud es diferente cuando me veo ante algúnproblema. Antes me deprimía mucho, o me enojaba conmigo misma por esa suerte.Y no es que ahora me muera de alegría por tener un nuevo problema, ni que por serel conflicto necesario lo esté buscando siempre. No se trata de buscar problemasdonde no los hay.Lo que sucede es que como estoy de acuerdo con que el conflicto es una cosa queforma parte de las relaciones humanas, cuando estoy frente a él mi actitud de ahoraes diferente a la de antes, porque lo que veo frente a mí es un reto que se mepresenta de manera natural; un reto a mi imaginación, a mi creatividad, a micapacidad de afecto, al desarrollo de mis conocimientos. Y cuando me dedicoseriamente a pensar en el problema, a mirarlo desde todos los ángulos que se meocurran y a inventarme diferentes soluciones, me siento crecer realmente.Es casi una sensación física, sin exagerar. Desde que empezamos este aprendizajeme sucede a veces que cuando se me presenta un conflicto y hago un esfuerzo decreatividad, y después imagino más de una solución, y de pronto sé lo que debohacer y lo hago, y surge un diálogo enriquecedor, y se presenta una negociaciónclara y respetuosa, y al cabo de unas horas o días el conflicto se resuelve y se meaclara la vida, siento que evolucioné y que algo dentro de mí se hizo más grande.Es lógico que el conflicto sea algo natural, porque viviendo en comunidad y siendotodas y todos tan diferentes, cada quien con sus propios líos, sus emociones, suscreencias, su manera de disfrutar la vida, sus amores y sus desamores, sus diosas ysus dioses, sus gustos y tendencias, en fin, cada quien con su particular forma de ser,es imposible que no existan conflictos. Eso sería anormal. El problema no son losconflictos, sino algunas formas equivocadas de resolverlos.Ayer escuché dos buenas frases. La primera me la dijo una de mis amigas del equipode formadoras y formadores: “El conflicto es motor del desarrollo”. Y la otra se laescuché a un político en la televisión: “La violencia es el fracaso de la política”. 65
  • 68. A propósito, la violencia es la peor forma de resolver los conflictos. Puede ser que pornaturaleza seamos seres agresivos, pero la idea es aprender a enfocar nuestraagresividad, porque la violencia deteriora las relaciones, destruye a las personas- incluso a quien la ejerce -, tiende a negar o a eliminar lo que es diferente, cierra laspuertas al diálogo y a la negociación e impide las posibilidades democráticas deconstruir con sabiduría. La respuesta violenta desata una espiral de violencia, y cadavez produce más odios y deseos de venganza.Alguien me dijo que la principal violencia muchas veces la han iniciado y ejercidoquienes tienen y ejercen el poder, a nivel político, social, económico, militar, de género,de etnia, generacional, religioso y cultural.También escuché que una de las causas de la violencia es la brecha cada vez másgrande entre quienes poseen demasiado y entre quienes no tienen nada. Muchas delas personas que poseen los bienes materiales y el poder político y económico se vanapropiando de los bienes que pertenecerían a toda la comunidad, o que son necesariospara que las demás personas puedan ser más humanas, mientras las mayorías cadavez poseen menos y tienen menos posibilidades de vivir con dignidad en estaseconomías dirigidas por principios neoliberales que no dan al tema social laimportancia que merece. Esta situación es violenta y genera violencia.Los conflictos mal resueltos se convierten en violencias de distintos tipos. Por esoeste proyecto de construcción de paz propone una salida constructiva al conflicto:soluciones verdaderamente humanas, civilizadas, en las que prime el bien común,en las que no tenga cabida la guerra ni la destrucción, vengan de donde vinieren;soluciones que puedan tener efectos realmente permanentes. Salidas en las que todaslas posibilidades estén dadas en la negociación, en la paz activa. Estas solucionesque se proponen tienen que ver con profundos cambios sociales y económicos quefavorezcan a las mayorías sociales, con cambios que conduzcan a la equidad en lasrelaciones de género, étnicas, políticas y sociales, y con una cotidianidad que permitamejores formas de convivencia. 66
  • 69. &RQFUHWDQGR LGHDV VREUH HO FRQIOLFWRPodría botar corriente durante horas sobre todo lo que he escuchado acerca deconflictos, violencia y paz; pero necesito concretarme, saber qué hacer exactamente,es decir, saber cómo trabajar todo este aprendizaje, o como dicen las formadoras yformadores, saber cómo articular el proceso a mi vida cotidiana.Pero para eso es importante diferenciar entre conflictos intrapersonales y conflictossociales. Bueno; al menos eso es lo que dice un señor inteligentísimo que se llamaCalo Iglesias Díaz, en su libro “Educar para la paz desde el conflicto: alternativasteóricas y prácticas para la convivencia escolar”. Es más, la gente del equipo formadorme dijo que algunas de las ideas de esta propuesta educativa son tomadas de esedocumento. Así que muchas gracias don Calo.El conflicto intrapersonal está en el interior de la persona. Si yo no resuelvoadecuadamente mi conflicto interno, seguramente algo no va a estar bien dentro demí y eso afectará mi relación con las demás personas, pues posiblemente y sin darmecuenta me volveré desagradable, amargada, intolerante y violenta, y de esa formaestaré agravando los conflictos sociales de mi comunidad. La construcción de la pazsocial debe ir a la par con la construcción de mi paz interior, y ésta se edificaresolviendo pacífica y adecuadamente mis conflictos internos.El conflicto social es el que nos afecta a todas y a todos los que formamos parte deun grupo o comunidad. Generalmente hay una chispa que lo origina, un acto, unapalabra, un gesto. Y esa chispa es peligrosa cuando dentro del mismo grupo haypersonas que están en oposición a ese acto bien sea porque no están de acuerdo oporque ven afectados sus intereses. Si las cosas no se manejan bien, esa chispa sevolverá fuego arrasador, pues vendrán los malentendidos, las incomprensiones, laincomunicación, y lo que al principio era un simple desacuerdo podrá terminar enuna verdadera guerra que traeráconsigo una gran carga de dolor,heridas difíciles de reparar, rencores,resentimientos y hasta pérdida devidas humanas. 67
  • 70. Y entonces... ¿qué hacer?Buscar soluciones. Un camino es solucionar los conflictos intrapersonales, y para esoconozco algunas sugerencias que me ayudarán en la tarea de resolver mis problemasinternos. Estas son ideas basadas en otras ideas tomadas de un texto que me prestómi amiga Nancy Victoria. El texto se llama “Educar para la paz desde el conflicto:Alternativas teóricas y prácticas para la convivencia escolar”, de Calo Iglesias Díaz, elmismo señor y el mismo texto que mencioné hace un rato. ,GHDV SDUD VROXFLRQDU ORV FRQIOLFWRV LQWUDSHUVRQDOHVLo primero es tratar de calmarme y pensar. Si estoy angustiada, impaciente o furiosaconmigo misma, no veré las cosas con claridad. Tengo que darle paz a mi corazón ya mi mente. A eso le llaman autopacificación crítica. Es autopacificación porque esdarme paz a mí misma; y es crítica porque implica un análisis serio sobre mí y sobremi problema.Esa autocrítica puede empezar por reconocer que no siempre hayunos seres culpables a quienes debo encontrar y castigar.La mayoría de las veces yo soy la más culpable de loque pasa en mi interior, no tanto por originar el problemasino por no darle una solución oportuna ysensata.Ahora que lo pienso, cada vez que siento que algono anda bien dentro de mí, busco culpablesa mi alrededor. Muchas veces me siento lavíctima cuando puedo ser mi propioverdugo; y soy tan arrogante que otras tantasveces me siento la salvadora, cuando a lo mejoryo soy quien está siendo salvada. Detrás de mimenosprecio y de mi arrogancia está el miedo quetengo a conocerme en realidad, a saber quiénsoy y a reconocer mis culpas.Esta tarea de autopacificación crítica meayudará a borrar esos miedos, a aceptar mi «yo» másprofundo. Si lo logro, desarrollaré mi personalidad de una 68
  • 71. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]manera más íntegra; seré más espontánea y menos calculadora, más comunicativa ymenos encerrada dentro de mí, más expresiva y menos inhibida. Mejor dicho, en estapelícula que es mi vida no me interesa ser la pobre víctima ni la heroína que se sacrifica,porque eso no es sino un truco para endilgarle mis problemas a otra gente. Voy a sersimplemente yo, con mis errores y mis aciertos, pero yo, y no un personaje inventadopara ocultarme de mí misma.Los seres humanos tenemos cierta tendencia a justificar nuestros desaciertos; y unode tantos desaciertos es la violencia. Para justificar la violencia las personas somostan inteligentes y tan imaginativas que hasta somos capaces de crear enemigos yenemigas, a tal punto que nos sentimos con el derecho de agredirles dizque porqueesa agresión es necesaria para defendernos.A propósito, me enseñaron una palabra bastante rara: fobotipos, que son las imágeneshostiles con las que caracterizamos a quienes creamos como enemigos o enemigas.Son imágenes que están llenas de prevención, desprecio, desconfianza, resentimiento,odio y miedo, y me sirven para justificar mi violencia en defensa propia. Si olvidoesos fobotipos estoy renunciando a crear enemigos o enemigas, y de esta forma avanzo en la solución de mis conflictos intrapersonales. Muchas veces, cuando pienso en los problemas del país hay algo que me incomoda y no sé que es. Juan José me dijo que a lo mejor es que detrás de mis discursos políticos sobre justicia social y sobre equidad, no hay nada. Es decir, que en realidad no me he comprometido personalmente con la paz. Creo que Juan José tiene razón; y eso me pasa porque la mayoría de las veces pienso que esas soluciones se salen de mis manos y que ya habrá gente que resuelva el problema. Esa inactividad, por más que se oculte detrás de los discursos, me incomoda en el estómago y me genera un conflicto intrapersonal. Pues siendo así, en adelante seré más activa y más comprometida políticamente con la paz, con las decisiones que se tomen en mi casa, en mi barrio y en mi ciudad, y de esa manera estaré colaborando con el país y conmigo misma. No se logran transformaciones políticas sin seres humanos activos en la construcción de país. 69
  • 72. El perdón es clave. Cuando perdono me libero del peso del conflicto y me sientobien por derrotar la parte más inútil de mi orgullo. El verdadero perdón conducenecesariamente a la reconciliación, y ambas cosas son necesarias para construir unasociedad libre, creativa, democrática y justa.También es clave abrir nuestra mente, porque la forma como normalmente vemosla vida es muy limitada y está siempre afectada por prejuicios o por nuestra propiamiopía. Abrir la mente es como abrir la puerta de la libertad. Se nos amplía elmundo de una manera maravillosa, y la vida se nos enriquece con una infinidad deimágenes con las que ni siquiera soñábamos. Abrir la mente es ensanchar el mundopara que en él quepamos todas y todos, sin ningún tipo de exclusión.Para poder abrir la mente es necesario ser conscientes de nuestras limitaciones enese sentido; saber que nuestra forma de percibir el mundo y de entender las cosasque nos pasan es incompleta y muchas veces equivocada, pues depende de ideasque tenemos desde hace mucho tiempo y que cuesta cambiar: viejas creencias eideologías, estereotipos, expectativas sobre lo que vamos a ver o a encontrar. Ypara rematar, esa vieja forma de mirar se afecta con nuestras emociones. Por eso esimportante aprender a dudar de lo que vemos; preguntarnos con frecuencia si acasono estaremos en un error, cómo y por qué cosas se está afectando nuestra mirada yde qué otras maneras diferentes podríamos observar lo que vemos. Abrir la mentenos hará más tolerantes y universales; más humanos. ,GHDV SDUD VROXFLRQDU ORV FRQIOLFWRV VRFLDOHVEntre tantas cosas que he ido conociendo, aprendí que un conflicto socialgeneralmente se origina cuando las personas implicadas buscan fines opuestos, otienen necesidades diversas, o intereses que se contraponen, o están en desacuerdosobre cosas fundamentales y no están en los mismos niveles de poder.También me explicaron que un conflicto social se compone básicamente de tres cosas:Las personas implicadas, el proceso, y la raíz. Yo creo que vale la pena analizar cadauno de los componentes de un conflicto social. 70
  • 73. /DV SHUVRQDV LPSOLFDGDVEs necesario saber qué personas están implicadas en el conflicto para tratar de conocersus emociones, percepciones, intereses y necesidades; su status social o nivel de poder,sus influencias, sus recursos, la forma como elaboran sus juicios y valoraciones, puescada uno de estos factores puede ser opuesto o diferente en cada una de las personaso grupos que entran en contradicción.Después de obtener esta información, quizás sea más fácil entender las diferentesformas de reaccionar que tienen las personas implicadas en un conflicto social. Hayreacciones pasivas, que no son muy recomendables, y reacciones agresivas, quepueden ser negativas o positivas, porque la agresividad no siempre es sinónimo deviolencia, sino también de empuje y de resolución para actuar positivamente.Hay personas que huyen o acatan con sumisión lo que se disponga sin defender suspropios intereses. Esas son reacciones pasivas que no conducen a nada bueno. Tambiénhay quienes responden con violencia, que es una respuesta agresiva y negativa conla que pretenden defender sus derechos e intereses sin tener en cuenta que se estánmenoscabando de manera injusta los derechos e intereses de otras personas. Sinembargo, hay también personas que tienen reacciones positivas; personas asertivasque defienden sus derechos e intereses sin vulnerar los de otra gente. Las respuestasasertivas se basan en la cooperación y en la negociación; se busca con ellas una soluciónque beneficie a todas las personas implicadas en el conflicto. (VWR PH DFXHUGD TXHULGR 5DPyQ GHO FRQIOLFWR VRFLDO SROtWLFR TXH WHQtDPRV HQ HO SDtV KDFH FLQFXHQWD DxRV /D PDRUtD GH OD JHQWH SHQVDED TXH OD ~QLFD VROXFLyQ HUD OD JXHUUD ,QFUHtEOH TXH OD JHQWH QR VHD FDSD] GH LPDJLQDU PiV VROXFLRQHV œ&LHUWR DEL" 6t PLMR SHUR ODV FRVDV VH UHVROYLHURQ ILQDOPHQWH FRPR GHEtD VHU 2 VHD GLDORJDQGR 1RV GHPRUDPRV XQ EXHQ WLHPSR SHUR QRV GHPRVWUDPRV TXH FXDOTXLHU SUREOHPD VH SXHGH UHVROYHU VLQ YLROHQFLD HV PXFKR PHMRU 4Xp ELHQ DEXHOLWR %XHQR VLJDPRV SRUTXH D WH PH YDV D SRQHU PHODQFyOLFR FXDQGR HVWiV DVt WH GD SRU KDEODU GH OD KLVWRULD SROtWLFD GHO SDtV DKt VL QRV FRJH OD PDGUXJDGD 6LJDPRV SXHV 71
  • 74. (O SURFHVRPuede ser un poco obvio decir que hay conflictos más difíciles que otros. Pero quizásno lo sea tanto pensar que hasta el más simple de los conflictos tiende a complicarsesi no se hacen bien las cosas. Por eso es importante analizar el conflicto desde elprincipio y reflexionar sobre él. Es conveniente tener claro cuál fue la chispa, cuálesfueron los hechos que le dieron origen y qué cosas nuevas han ido surgiendo en ladiscusión. Hay que preguntarse también si las partes enfrentadas podrían ser sensiblesa ciertas influencias moderadoras, conocer el nivel de comunicación que existe, yevaluar hasta qué punto esa comunicación está afectada por malentendidos,estereotipos o fobotipos.Un conflicto es como una bola de nieve que si no se aborda a tiempo sigue creciendo,avanzando y arrasando con lo que se encuentre a su paso. Y sucede que si el conflictova creciendo empezamos a adoptar actitudes que empeoran las cosas. Nos olvidamosde lo fundamental y es en ese momento cuando nos da por personalizar el conflicto,viendo a quien se nos enfrenta no como contradictor o contradictora sino comoenemigo o enemiga. Afloran entonces las imágenes hostiles y los prejuicios, y enlugar de ser personas conciliadoras nos volvemos seres dogmáticos y radicales,haciéndose cada vez más difícil la reconciliación y la búsqueda serena de una soluciónadecuada. La incomunicación crece pues vamos perdiendo nuestra capacidad deescuchar. La confusión es cada vez mayor; en lugar de amigos o amigas buscamoscómplices, y en lugar de sabios consejos nos dejamos influenciar por pensamientosextremistas y violentos que alimentan nuestros instintos de ira y venganza. Aunquesuene dramático, tengo que decir que para mí esta película sólo puede tener un final:el caos, la destrucción y el desamor.Por el contrario, si en el desarrollo del conflicto logramos crear un espacio propiciopara las preguntas y la reflexión, para la autocrítica, para desarrollar nuestros potenciales; un espacio en el que dejemos que nuestros mejores valores salgan a flote y en el que no tengan cabida nuestros prejuicios, lo más probable es que al final lleguemos a un acuerdo y a una verdadera reconciliación. 72
  • 75. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD] /D UDt] R PHROORMe parece que lo mejor en este punto es distinguir entre conflictos genuinos y conflictosinnecesarios. Estos últimos realmente no son conflictos en su origen, pero por nosaberlos trabajar los vamos convirtiendo en verdaderos conflictos. Los conflictosinnecesarios son generalmente producto de una mala comunicación o de unmalentendido, y se alimentan de prejuicios y fobotipos. Pero si tenemos la capacidady la voluntad de hacer un análisis serio del proceso y restauramos la comunicación,las cosas se aclararán y veremos que en realidad no existía tal conflicto. Por el contrario,los conflictos genuinos sí se originan en cosas importantes, en diferencias de opiniónsobre asuntos trascendentales que afectan de forma diferente los intereses de las partesen conflicto.A la larga es fácil saber si estamos frente a un conflicto genuino o un conflictoinnecesario. Lo que tenemos que hacer es simplemente identificar los temas endiscusión y los puntos concretos en los que no hay acuerdo, teniendo en cuenta quelos intereses, las necesidades, los deseos, los valores, la cultura y hasta la forma deexpresarse de cada una de las personas en conflicto pueden ser muy diferentes. Amí me ha pasado algunas veces que en medio de una acalorada discusión de repenteentiendo que estoy de acuerdo en todo, y que el problema sólo está en una falta deentendimiento; mejor dicho, en no escuchar bien. Eso en muchas ocasiones es hastachistoso, pero en otras pueden surgir sin ninguna necesidad unas cuantas heridasdelicadas que son difíciles de sanar. 0DSDV PHWRGRORJtD DFXHUGRVSe supone que después del ejercicio de preguntas y respuestas que nos han permitidoconocer cada uno de los componentes, ya tenemos los elementos mínimos paratrabajar en la búsqueda de una solución al conflicto. Mejor dicho, ya podemoscomprender el conflicto. Sin embargo, para que las cosas no se nos queden en el airelo mejor es aterrizarlas en el papel. Entonces puede ser una buena idea hacer comouna especie de mapa de cada uno de los componentes, mapas en los que van aquedar escritas las características y los datos principales. 73
  • 76. Por ejemplo, en el mapa de las personas implicadas podemos identificar a las personasque están involucradas directa e indirectamente, diferenciándolas. Podemosdeterminar quienes son los o las líderes principales en cada grupo, establecer si existeequilibrio o desigualdad de poderes, si hay alianzas o coaliciones y cuáles son losintereses y expectativas de cada quien.En el mapa del proceso es bueno identificar la chispa del conflicto y los problemasadicionales que han surgido y siguen surgiendo. También es importante evaluar eltipo y la calidad de la comunicación entre las partes y la posibilidad de que ellasacepten sugerencias o intermediaciones moderadoras.Y finalmente, en el mapa de la raíz de lo que se trata es de intentar hacer unadescripción del tema principal en discusión, mostrando los diferentes puntos a resolver.También es conveniente evaluar hasta qué punto el problema se puede fraccionar, osi definitivamente hay que trabajarlo como un todo integrado, y analizar las solucionesque podrían ser aceptadas por todas las personas implicadas.Me pregunto en qué punto estaríamos ahora si yo fuera parte de un grupo queafronta un conflicto con el ánimo de resolverlo. Y yo misma me respondo: creo queapenas empezando, tratando obtener toda la información que necesitamos paraentenderlo. Y supuestamente a estas alturas ya entiendo el conflicto, sé dónde seoriginó, conozco a las personas involucradas, sé qué busca cada una de las partes yqué expectativas tienen, conozco un poco de sus condiciones de vida y hasta de suintimidad. En otras palabras, sé de dónde venimos y hacia dónde queremos ir.Y ahora, a trabajar. Me refiero a que ya no se trata de estudiar el conflicto, sino deresolverlo. Y para eso necesito una metodología, un plan de trabajo que me ayudea ordenar las ideas y me permita observar de vez en cuando cómo van las cosas.Para resolver un conflicto hay muchos métodos que se pueden encontrar en unainfinidad de libros, y la clave está en escoger el método que más se ajuste a nuestraforma de trabajar, o simplemente el que más nos guste. El equipo de formadoras yformadores nos sugirió el siguiente esquema general, que obviamente se puedeampliar o modificar, siempre de común acuerdo entre las partes: o Se hace una lista de los puntos a debatir, definiendo el problema. o Se acuerdan las normas básicas para la discusión. o Se establece un turno de intervenciones y sólo se avanzará cuando se tenga la seguridad de que ya se comprendió la intervención anterior.74
  • 77. o Se hace una lista con los puntos de acuerdo. o Se hace una lista con los puntos en desacuerdo (transformando las acusaciones en formulaciones de desacuerdo). o Se discute sobre posibles soluciones. o Se precisa una solución aceptable en principio. o Se escribe y se firma todo. 4Xp SDVD FRQ OD PHGLDFLyQEn una reunión con el equipo de formadoras y formadores yo dije: “¡Qué bien! nohay ningún problema. Facilísimo. Ya no habrá conflicto que nos asuste, puessimplemente es cuestión de analizarlo, aplicar un método y resolverlo”. Todos ytodas me miraron no sé si con ternura, con asombro, con compasión, o todas lasanteriores. Entonces Camilo, que es un formador joven (apenas tiene 49 años) seacercó, puso su mano en mi hombro y me dijo: “Afortunadamente las cosas no sonasí de sencillas, porque la vida sería aburridísima”.En fin; me acordé de eso porque en este preciso momento estaba pensando en quehay muchos conflictos en los que a pesar de hacer un análisis juicioso y de seguirordenadamente un plan de trabajo, las partes no logran llegar a un acuerdo, quizásporque sus intereses o sus mundos son tan encontrados como dos trenes que chocande frente. Es en esos casos en los que conviene invitar a alguien de afuera, es decir,una o más personas que no estén implicadas en el conflicto, que no tengan nadaque ver con lo que se discute ni les afecte el acuerdo al que se llegue. Ojalá seanpersonas neutrales, con espíritu conciliatorio, conocedoras del medio en el que vivenlas personas implicadas, que inspiren confianza y dotadas de cierta sabiduría especialque les permita ser creativas frente a situaciones difíciles. 75
  • 78. Estas personas son las mediadoras. Su función, más que proponer una solución, esla de propiciar la comunicación entre las partes para que sean ellas mismas las quebusquen y encuentren soluciones satisfactorias para todos y para todas.Pero el proceso mediador no consiste simplemente en que una persona se ponga enel medio y le dé la razón a todo el mundo. La mediación también debe tener unametodología y basarse en criterios y procedimientos que vale la pena conocer.Lo primero que tiene que hacer el mediador o mediadora es crear un ambientepropicio para el diálogo y la negociación. Es decir, designar lugares adecuados paralas reuniones, proponer una metodología de trabajo y calmar los ánimos si esnecesario. Después se establecen pautas de procedimiento para la negociación; porejemplo, hay que definir los tiempos de cada reunión o de cada tarea, explicar conclaridad el carácter y las funciones de la mediación, definir las normas del debate ylos parámetros de comunicación. Con las cartas sobre la mesa empieza la negociación,para la que la mediadora o mediador debe tener en cuenta criterios tan importantescomo el escuchar activamente, interpretar la información, no permitir que la discusiónse salga del tema central, procurar que no se personalice la controversia y que no seentre en el juego de las culpaciones, interesarse en las personas implicadas pero sintomar partido por ninguna de ellas ni posición en el debate, y tratar de ponerse enlos zapatos de cada una de las partes.Y entonces, con mediación o sin ella, ya casi llega lo mejor: el acuerdo final.En un conflicto los acuerdos finales necesariamente llegan después de los diálogos;de lo contrario lo que se decida no serán acuerdos sino imposiciones, y lasimposiciones son violentas por definición. Aunque me salga un poquito del tema,no puedo dejar de anotar esta frase que leí en un libro que me prestaron hace unosdías, y que de todas maneras está relacionada: “La guerra sólo trae comoconsecuencia la dictadura de los vencedores”.En fin. Estábamos hablando sobre lo contrario a la guerra, o sea, sobre los acuerdos.Hay muchas técnicas para llegar a una solución final, pero voy a anotar sólo las quea mí más me gustan, porque creo que funcionan bien. La primera técnica que recuerdo es la lluvia de ideas. La negociación comienza con una lluvia de ideas que vamos anotando sin clasificarlas ni ubicarlas en ninguna categoría. Se trata sólo de escuchar las ideas de las personas implicadas, y escribirlas. Cuando ya no hay más ideas por anotar ni más tiempo, hacemos un análisis de esas ideas, las valoramos y las clasificamos, y de una vez 76
  • 79. 1,f$6 1,f26 < -Ð9(1(6 &RQVWUXFWRUDV FRQVWUXFWRUHV GH SD]descartamos las que no nos convensan. Luego, cada parte escribe varias solucionesposibles y las entrega a quien hayamos designado para moderar la reunión, o a lapersona mediadora, quien selecciona las que considera mejores y las escribe en otropapel que entrega a cada una de las partes. Si las partes están de acuerdo, se firma eldocumento. De lo contrario, cada parte vuelve a trabajar y se repite el proceso. La segunda técnica que se me viene a la cabeza es la de imaginar soluciones para la parte contraria. Esta técnica ayuda a las partes a cambiar su perspectiva del conflicto, a verlo desde el otro lado; a ponerse en los zapatos del otro. Otra técnica es la de ¿Qué pasaría si...?. Aquí el ejercicio consiste enpedir a las partes que imaginen soluciones pensando más en lo que estarían dispuestasa ceder y a aportar, que en lo que quisieran recibir. Esta técnica me encanta.La técnica del acuerdo en principio es para ciertos conflictos en losque existe la necesidad de establecer un principio general como puntode partida, y a partir de él se detallan los puntos específicos del acuerdofinal. Y finalmente, la técnica del fraccionamiento, en la que no seestablece un principio general como punto de partida, sino que sedivide el problema en diversos componentes y se va llegando aacuerdos sobre cada uno de ellos.Y por fin, como en un buen parto, llega feliz y esforzada la criatura recién nacida. Lasparientas y parientes más cercanos se felicitan y todos y todas quieren ver y cargar alpequeño y delicado ser. Le llamaremos Acuerdo; me gusta ese nombre. Sin embargo,como sucede con cualquier bebé, no le basta con nacer. Es necesario ofrecerle desdeel primer día las mejores condiciones de vida para que sea feliz y para que viva todoel tiempo que necesite vivir.Estos son los cuidados especiales que debe tener un buen acuerdo final: o El acuerdo debe estar escrito y firmado por las partes. o Debe ser realista. o Las partes tienen que ser concientes de que van a ser capaces de realizar sus compromisos. o Debe ser específico, concretando bien: quién hace qué, cómo, cuándo, en dónde y para qué. o No debe contener expresiones vagas y sujetas a diversas interpretaciones. o Debe ser claro, comprensible, y adecuado al lenguaje habitual de las partes. o El acuerdo final debe ser equitativo. 77
  • 80. Es una buena forma de terminar este camino: un acuerdo final. Sé bien que no esfácil que las cosas acaben siempre así, pero tampoco es imposible. Al despedirme detantos secretos que compartió conmigo el camino me voy con la tranquilidad de haberaprendido algo importante: Todo problema es posible de solucionar sin violencia;todo es cuestión de intentarlo siempre, sin descansar, sin perder las esperanzas, sinclaudicar. Si al final las cosas no se dan, que sea por razones que se escapen denuestras manos, pero que no tengamos nada que nos podamos reprochar, nada queno nos deje dormir con tranquilidad aun a pesar del cansancio. 0H JXVWD PXFKR OR TXH GLFH PL DEXHOD DEXHOLWR (VR VH OR GLFWp R PLMR œ(Q VHULR" 0HQWLUDV PLMR FyPR VH WH RFXUUH (VD YLHMD PtD HV XQ VRO GH PHGLD QRFKH 5 amón disfrutaba mucho la compañía de su abuelo y de su abuela. No se trataba sólo del amor que sentía por él y por ella, sino de esa mezcla de placer y admiración que le inspiraban ese par de seres especiales por su forma de asumir cada día de la vida. La salida del sol era en esa casa el primer motivo de celebración, y de ahí en adelante cada movimiento y cada cambio de luz era un ritual de la naturaleza que no se podía dejar pasar inadvertido. Y el mismo respeto que sentían por la Tierra, por la luz del cielo y por el ruido del planeta al girar lo sentían por cada gesto de los seres humanos, como si cada persona fuera la exacta reproducción del universo en miniatura. “La clave es el respeto y el amor”, se repetía el niño tratando de entender en dónde exactamente radicaba el secreto de Ana y Juan José, ese secreto a voces que los distinguía del común de la gente, esa misteriosa fórmula ni escrita ni guardada que les permitía aparentemente vivir a plenitud y disfrutar cada segundo de vida. Y en sus frecuentes cavilaciones, cuando alguna imagen inventada o recuperada del pasado lo conmovía casi al punto de hacerlo llorar, llegaba ella. Siempre, en medio de su conmoción, llegaba ella, su madre querida del alma sonriendo en un primer plano del tamaño del horizonte.78
  • 81. 4Xp SDVD 0RQFKLWR œ$K" œTXp" $ GyQGH WH IXLVWH TXH PH GHMDVWH KDEODQGR VROR FRPR XQ OXQiWLFR 3HUGRQD DEXHOR 3HQVDED HQ PL PDGUH /R LPDJLQp %XHQR OD YHUGDG HV TXH R WDPELpQ OD SLHQVR WRGR HO WLHPSR œ7~ FUHHV TXH YHQGUi SURQWR" (VWR VHJXUR PLMR ÊOWLPDPHQWH PL FRUD]yQ SUHVLHQWH VX UHJUHVR 3HUR VLJDPRV œ7H JXVWy HQWRQFHV HO &DPLQR GH OD &UHDWLYLGDG" 0H HQFDQWy %XHQR SXHV DKRUD VLJXH /D FRPLGD DEXHOLWR 7HQJR KDPEUH VL QR FRPHPRV QR YR D SDUDU ERODV 3XHV QR VH GLJD PiV $ FRPHUUUUUUU / a abuela Ana llegó sonriendo pero con hambre. Había terminado su libro, y el placer de la buena lectura se reflejaba en su sonrisa amplia. El abuelo sugirió espaguetis con carne y ensalada de lechuga, y en la cocina las sugerencias suyas eran algo más que simples sugerencias. 7HQJR XQD LGHD ªGLMR 5DPyQª 9R D LPSULPLU HO &DPLQR GH OR eWLFR PLHQWUDV XVWHGHV FRFLQDQ R OHR HQ YR] DOWD YDPRV FRQYHUVDQGR œ4Xp WDO" H DFXHUGR ªGLMR HO DEXHORª 7HQJR RWUD LGHD ªGLMR OD DEXHODª 6LJDQ XVWHGHV FRQ HO WHPD PLHQWUDV YR D FRPSUDU HO SDQ œ9DV HQ OD ELFL DEL" 1R PL DPRU R WDPELpQ TXLHUR FDPLQDU XQ SRFR FRPR XVWHGHV 1 oticias del extranjeroooooo”, gritó Juancho el cartero desde la calle. Ramón corrió hacia la puerta y regresó a la cocina transfigurado de dicha. Filomena, su madre, había enviado una postal. Ella detestaba el correo electrónico, la videoconferencia, el chat, el telóptico submarino y cualquier forma de comunicación a distancia diferente a las palabras escritas a mano alzada. “La velocidad no necesariamente es sinónimo de buena comunicación, y no va con el ritmo de la naturaleza” solía decir. Estaba en algún perdido pueblo del África pero más pronto que tarde regresaría a casa. No daba una fecha exacta quizás para añadirle a la alegría del reencuentro algo de sorpresa. Añoraba a esas tres personas vitales, y anhelaba ver de nuevo a su pueblito colgado de las montañas majestuosas de su amado país. La pequeña familia, eufórica, celebró en pleno la noticia con un abrazo colectivo y con una sonrisa general que daba muestras de querer permanecer invariable durante los próximos días. Recuperado el sosiego, la abuela salió a buscar el pan y el abuelo y el nieto empezaron el recorrido por el Camino de lo Ético. 79
  • 82. (/ &$0,12 ( /2 e7,&2Ya recorrimos el Camino del Afecto, por el que llegamos al mundo sensible, y elCamino de la Creatividad, que nos condujo al mundo de la imaginación. Ahoraestamos comenzando el recorrido por el Camino de lo Ético, que nos conducirá almundo de la reflexión y de la acción. Empecemos pues porque, como dice la canción:“... se hace camino al andar”. A propósito, ya que aún estás ahí quiero que sepasque me gustaría seguir caminando a tu lado.Al andar por este sendero tan lleno de gestos humanos podremos ver a lado y ladodel camino unas flores que nos resultarán familiares. Bordean la senda a lo largo,cuelgan de los árboles, flotan en el aire y parecen brotar también de las piedras.Esas flores son tres palabras que se repiten constantemente y que recuerdo haberescuchado desde hace mucho tiempo, pero que ni sé lo que significan ni me hedetenido a pensar en ellas: la Ética, la Moral y los Valores.Al final podremos entender el significado de esas palabras tan hermosas, conoceremosel uso que les damos y aprenderemos a imaginar nuevas formas de pensarlas y deaplicarlas en la vida diaria; y todo esto nos permitirá aportar muchos granos dearena para la construcción de la paz y de nuestro nuevo país.Pero eso no es todo; esas flores no son los únicos seres del camino. También veremospájaros, ceibas, piedras, roedores, chamizos, lodazales, insectos, helechos yenredaderas. Esos seres tan diversos no son más que otras tantas palabras, comonormas, leyes, autoridad, principios universales, justicia, respeto, diálogo activo yresponsabilidad social. Definitivamente la vida es una palabra llena de palabras.Ven, niño cariñoso. Vamos a descubrir esas palabras, a mirarlas por detrás y a verqué tienen por dentro. Te invito a que pensemos y actuemos juntos. ¿vienes? %DVHV &RQFHSWXDOHVEmpezaremos tratando de diferenciar los significados de ética y moral sin hacerlemucho caso a las definiciones de los diccionarios, esos bonitos libros que a pesar deser tan útiles no siempre dicen la verdad ni siempre tienen la razón ni nos dan siemprelas respuestas que buscamos. 80