2º domingo pascua
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Like this? Share it with your network

Share
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
    Be the first to like this
No Downloads

Views

Total Views
1,099
On Slideshare
1,039
From Embeds
60
Number of Embeds
2

Actions

Shares
Downloads
1
Comments
0
Likes
0

Embeds 60

http://pastoralpenitenciariaasidonia-jerez.es.tl 31
http://www.paginawebgratis.es 29

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. 1 SEGUNDO DOMINGO DE PASCUA (15 de abril de 2012) DOMINGO DE LA MISERICORDIA 1. MONICIÓN DE ENTRADAHermanos estamos viviendo la Pascua desde hace una semana. Hallegado la gran fiesta para la Iglesia y para los cristianos. Este esun tiempo en el que toda la comunidad cristiana se reconoce a símisma como misterio de comunión fraternal realizado por elEspíritu. Es una comunidad que se siente salvada, regenerada,renovada, capaz de ser enviada, saliendo al mundo para ofrecer elevangelio desde la alegría profunda y la transformación total.Compartamos, hermanos, hoy la eucaristía pidiendo al Señor quenos ayude a sentirnos resucitados, vivos, hombres y mujeresnuevos con ganas de superar barreras, esclavitudes, sepulcros(cárceles), que nos encierran y nos llenan de miedos y de angustias. Hoy, además, en esteDomingo, celebramos la fiesta de la Divina Misericordia. Misericordia es lo que cada uno denosotros estamos necesitando de nuestro Padre Dios y de nuestro redentor Jesucristo. Perotambién es lo que necesitan todas las personas que nos rodean, especialmente aquí en la cárcel.Seamos, pues compasivos y misericordiosos como lo es Jesús con nosotros.Comencemos esta eucaristía llenos de fe y de esperanza en Jesús resucitado. 2. ACTO PENITENCIAL • Señor Jesús, tú viniste para eliminar nuestros pecados y todavía hoy nos brindas la paz de tu perdón. R/. Señor, ten piedad de nosotros. • Tú que has vivido nuestra vida, tan pobre y penosa, pero la transformas y prolongas en un futuro de esperanza y libertad: R/. Cristo, ten piedad de nosotros. • Señor Jesús, tú has resucitado y vives para siempre y nos haces resucitar contigo, Señor y Dios nuestro: R/. Señor, ten piedad de nosotros. 3. ORACIÓN DEL SACERDOTESeñor Dios nuestro, Padre lleno de amor:Nosotros no hemos visto a tu Hijo Resucitado,ni hemos metido nuestras manos en su costado,pero creemos que él es nuestro Señor.Que esta fe nos una en amory nos haga responsablesde cualquiera que esté necesitado entre nosotros.
  • 2. 2Que desbordemos en misericordia y compasiónhacia aquellos hermanos nuestros que se sientenmás desgraciados y marginados.Que seamos realmente transmisoresde amor para tener “una misma alma y un mismo corazón”,creyendo, esperando, compartiendo,partiendo el pan unos con otros con alegría,y alabándote a ti, Dios nuestro,por medio de Jesucristo nuestro Señor 4. DIOS NOS HABLA POR SU PALABRAPRIMERA LECTURA ComentarioLa primera lectura nos narra la vida en común de los cristianos de la primitiva Iglesia de Jerusalén.Todos pensaban y sentían lo mismo. Y reunían los bienes y las posesiones de todos como unpatrimonio común. La resurrección del Señor les había unido con un vínculo muy fuerte y lleno deesperanza. ¡Qué lastima que nosotros hoy no sigamos así.LECTURA DE LOS HECHOS DE LOS APÓSTOLES 4, 32-35En el grupo de los creyentes, todos pensaban y sentían lo mismo: lo poseían todo en común ynadie llamaba suyo propio nada de lo que tenían. Los apóstoles daban testimonio de laresurrección del Señor con mucho valor.Y Dios los miraba a todos con mucho agrado. Ninguno pasaba necesidad, pues los que poseíantierras o casas las vendían, traían el dinero y lo ponían a disposición de los apóstoles; luego, sedistribuía según lo que necesitaba cada uno.Palabra de DiosSALMO RESPONSORIAL (SALMO 117)R.- DAD GRACIAS AL SEÑOR PORQUE ES BUENO, PORQUE ES ETERNA SUMISERICORDIA.Diga la casa de Israel: para contar las hazañas del Señor.eterna es su misericordia. Me castigo, me castigo el Señor,Diga la casa de Aarón: pero no me entregó a la muerte. R.-eterna es su misericordia.Digan los fieles del Señor: La piedra que desecharon los arquitectos,eterna es su misericordia. R.- es ahora la piedra angular. Es el señor quien lo ha hecho,La diestra del señor es poderosa, ha sido un milagro patente.la diestra del Señor es excelsa. Este es el día que actuó el Señor:No he de morir, viviré sea nuestra alegría y nuestro gozo. R.-SEGUNDA LECTURA ComentarioLa segunda lectura del Apóstol San Juan nos explica que quien ha nacido de Dios vence al mundo.Y creer en Jesús como Mesías, es lo que nos hace Hijos predilectos de Dios. El auténtico amor aDios se demuestra cumpliendo sus mandamientos. Como dice el refrán castellano: “Obras sonamores, y no buenas razones”.LECTURA DE LA PRIMERA CARTA DEL APÓSTOL SAN JUAN 5, 1-6Queridos hermanos:Todo el que cree que Jesús es el Cristo ha nacido de Dios; y todo el que ama a Aquel que da elser, ama también al que ha nacido de Él. En esto conocemos que amamos a los hijos de Dios: siamamos a Dios y cumplimos sus mandamientos.
  • 3. 3Pues en esto consiste el amor a Dios: que guardamos sus mandamientos. Y sus mandamientosno son pesados, pues todo lo que ha nacido de Dios vence al mundo.Y lo que ha conseguido la victoria sobre el mundo es nuestra fe. ¿Quién es el que vence al mundo,sino el que cree que Jesús es el Hijo de Dios? Este es el que vino con agua y con sangre:Jesucristo. No solo con agua, sino con agua y con sangre: y el Espíritu es quien da testimonio,porque el espíritu es la verdad.Palabra de DiosEVANGELIO ComentarioEl Evangelio de San Juan nos narra la aparición de Jesús a los discípulos en el Cenáculo, el mismo“primer día de la semana”, el Domingo de Resurrección. Pero Tomás no estaba y no cree que elSeñor se haya presentado. Ocho días después se aparece otra vez, estando ya allí el apóstolTomás. Su desconfianza se transformó en fe inquebrantable que se expresa en esa oración de“Señor Mío y Dios Mío” que tanto han repetido desde entonces millones y millones de cristianos. LECTURA DEL SANTO EVANGELIO SEGÚN SAN JUAN 20, 19- 31Al anochecer de aquel día, el día primero de la semana, estaban los discípulos en una casa con laspuertas cerradas, por miedo a los judíos. Y en esto entró Jesús, se puso en medio y les dijo: Paz avosotros. Y diciendo esto, les enseñó las manos y el costado. Y los discípulos se llenaron de alegríaal ver al Señor. Jesús repitió: Paz a vosotros. Como el Padre me ha enviado, así también os envíoyo. Y dicho esto exhaló su aliento sobre ellos y les dijo: Recibid el Espíritu Santo; a quienes lesperdonéis los pecados les quedan perdonados; a quienes se los retengáis les quedan retenidos.Tomás, uno de los Doce, llamado el Mellizo, no estaba con ellos cuando vino Jesús. Y los otrosdiscípulos le decían: Hemos visto al Señor. Pero él les contestó: Si no veo en sus manos la señalde los clavos, si no meto el dedo en el agujero de los clavos y no meto la mano en su costado, nolo creo. A los ocho días estaban otra vez dentro los discípulos y Tomás con ellos. Llegó Jesús, estando cerradas las puertas, se puso en medio y dijo: Paz a vosotros. Luego dijo a Tomás: Trae tu dedo, aquí tienes mis manos; trae tu mano y métela en mi costado; y no seas incrédulo, sino creyente. Contestó Tomás: ¡Señor mío y Dios mío! Jesús le dijo: ¿Porque me has visto has creído? Dichosos los que crean sin haber visto. Muchos otros signos que no están escritos en este libro hizo Jesús a la vista de los discípulos. Estos se han escrito para que creáis que Jesús es el Mesías, el Hijo de Dios, y paraque, creyendo, tengáis vida en su Nombre.Palabra del Señor ReflexiónLas lecturas de hoy nos hablan del poder transformador de la fe pascual. El evangelio nosrecuerda que esa fe es capaz de hacer que el grupo de los discípulos, cerrado sobre si mismo, setransforme, por la fuerza del Espíritu, en una comunidad misionera.En el relato evangélico de hoy se distinguen claramente dos escenas. La primera sucede el mismodía de la Pascua y narra la aparición de Jesús Resucitado a un grupo de discípulos. La segundaescena tiene lugar al domingos siguiente y narra la aparición a Tomás, que no ha participado de lamisma experiencia que el resto del grupo. Tampoco hace caso del testimonio de sus compañeros yexige pruebas palpables de que el Señor está vivo. De modo significativo, el relato insiste en que“no estaba con ellos cuando se pareció Jesús”. De este modo el evangelista indica la importanciade la comunidad como lugar privilegiado para vivir la experiencia pascual. Para Tomás, esta seproduce cuando se reintegra a la misma y desemboca en una auténtica confesión de fe: “Señormío y Dios mío”. En Tomas vemos reflejadas las dificultades que tenemos para creer.Preguntémonos ¿Cuáles son hoy nuestra dudas de fe y como las superamos desde la prisión?
  • 4. 4La fe pascual tiene un poder transformador gigantesco. El pasaje evangélico lo muestra cuandopropone como misioneros a unos discípulos que, antes de recibir el Espíritu, permanecenencerrados por miedo. Sólo el encuentro con el Resucitado y la fe en él les hacen llenarse dealegría, acoger su mandato y proclamar “Hemos visto al Señor”. Tan grande es el cambio querealiza en nosotros la fe pascual en Cristo resucitado que es experiencia transformadora se vive encomunidad.Aunque los tiempos históricos han cambiado, la fuerza transformadora de la fe pascual semantiene. Pidamos que el Resucitado nos libre de nuestros miedos y nos comunique de nuevo suEspíritu para poder ser testigos valientes. 5. ORACIÓN FINAL“QUE TU MISERICORDIA, SEÑOR, VENGA SOBRE NOSOTROS” (SALMO 32)¡Misericordia! Tu misericordia,Es justo la palabra un diluvio de gracia.que expresa lo que el hombre necesita: Necesitamos, Señor, tu misericordia,misericordia, para ser misericordiosos,un poco tan solo de misericordia. sensibles, compasivos, solidarios, para sentirnos débiles, receptivos,Los hombres hemos construido un mundo para que no nos miremos odiosos,a nuestra medida, ni nos retemos prepotentes,un mundo fascinante, pero doliente, ni rivalicemos con envidia.inmisericorde. Sólo un poco de misericordia,Necesitamos tu misericordia, Señor. para preferir a los pequeños,Tu misericordia para jugar con los niños y los viejos,que engrase nuestras máquinas, para enjugar todas las lágrimas,que inutilice nuestras armas, para romper todos los yugos,que encienda nuestras lámparas. para estar con los que pierden.Tu misericordia El día en que tu misericordiaque ilumine las miradas, llene la tierra, te diremos exultantes:que abra nuestras palmas, “Padre, ya ha llegado a nosotrosque nos hagamos espaldas. tu Reino”. TU, SEÑOR, ERES MI ALEGRIACuando comparto y doy algo de mí Porque manifiesto que soy cristianoCuando busco el bien de los demás Porque soy feliz de ser tu amigoCuando procuro buscar la reconciliación Porque soy lo que soy…TU, SEÑOR, ERES MI ALEGRIA gracias a Ti, Señor.Si lucho contra el mal y la mentira Yo creo, espero, vivoSi te busco en el buen obrar y camino en Ti y por Ti, SeñorSi trabajo por las pequeñas cosas de cada día AménTU, SEÑOR, ERES MI ALEGRIASi ofrezco y recibo la pazSi doy lo tengo de buenoSi me pongo de tu parte en el mundoSi soy persona con esperanzaSi cuido la bondad de mi corazónTU, SEÑOR, ERES MI ALEGRIAPorque no tengo miedo al qué dirán