Your SlideShare is downloading. ×
Universidad Antonio Ruiz de Montoya
Introducción a la Antropología
Oscar Paz
El concepto de cultura que se maneja en el di...
Ministerio de Cultura no tiene como objeto la cultura, sino “(…) todas las
manifestaciones culturales que reflejan la dive...
“Planificar, concertar, articular y coordinar con los niveles de gobierno que corresponda
las actividades de fomento, asis...
Bibliografía.
MONTOYA, Rodrigo
2010a Un voto más por Susana Villarán. En: diario La Primera. Lima, 04 de setiembre
de 2010...
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

El concepto de cultura que se maneja en el discurso oficial en el Perú en el siglo XXI. Paz, Oscar. 2010-09-26

182

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
182
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
0
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Transcript of "El concepto de cultura que se maneja en el discurso oficial en el Perú en el siglo XXI. Paz, Oscar. 2010-09-26"

  1. 1. Universidad Antonio Ruiz de Montoya Introducción a la Antropología Oscar Paz El concepto de cultura que se maneja en el discurso oficial en el Perú en el siglo XXI En primer lugar, fijaremos los términos “discurso” y “oficial”, y seleccionaremos las fuentes más adecuadas para identificar el concepto de cultura. En segundo lugar, analizaremos las fuentes seleccionadas y evaluaremos el concepto de cultura que se maneja en ellas. Si aceptamos que discurso es “(…) sinonimo de enunciado o secuencia de enunciados” (Naters 2008:32) y que oficial es aquello que procede de la autoridad del Estado (Cfr. RAE 2010), entonces un discurso oficial es una ley, una entrevista a un funcionario del Estado, una Constitución, etc. Para nosotros, son dos fuentes las que tienen como tema central a la cultura: la ley N° 29565, que es la que crea el Ministerio de Cultura, y una entrevista realizada por Gonzalo Pajares a Juan Ossio, actual Ministro de Cultura. Ellas son nuestras fuentes principales. Pero hay un número dificilmente calculabe de textos que tratan sobre otros asuntos, pero que también discurren sobre la cultura. Dentro de este grupo, seleccionamos como fuente complementaria la Constitución de 1993. Las partes que analizamos en esos textos son aquellas en las que encontramos el sustantivo cultura o el adjetivo cultural. Esto es para evitar expandirnos por el paradigma derivativo de la palabra cultura que incluye terminos compuestos como agricultura, y terminos derivados como inculto, cultivar, intercultural, etc. En el prólogo escrito en 1986 para el libro Balance del Patrimonio cultura, Juan Ossio sostiene que la cultura es “creación” y “comunicación”. En tanto creación, es la mejor expresión de la libertad del ser humano.Y en tanto comunicación, el medio que permite la integración entre todos los habitantes de un mismo territorio(Cfr.Pajares 2010:16). Esta definición no delimita acertadamente el concepto de cultura. Desde la distinsión aristotélica de las actividades del hombre en poiesis y praxis, es posible ver que la definición de Ossio solamente abarca la poiesis, porque para él la cultura es creación, es decir, todas las actividades productivas cuyos fines son los productos de las mismas actividades. Así, las actividades cuyos fines son ellas mismas quedan fuera de lo que es cultura. La definición de Leslie White, en cambio, no mutila a la cultura, sino que la abarca en su totalidad. Para White, la difinición de cultura contiene todos los acontecimientos, los cuales incluyen las actividades del ser humano, tanto las que son praxis como las que son poiesis1. En la entrevista de Gonzalo Pajares, Ossio dice que esa definición del concepto de cultura “calza” con la ley de creación del Ministerio de Cultura, debido a que al viceministerio de Patrimonio Cultural e Industria Cultural le correspondería la creación y al viceministerio de Interculturalidad la comunicación (Cfr. Pajares 2010:16). Sin embargo, en dicha ley no hay una definición del concepto de cultura. De hecho, el 1 Aunque la definición de cultura de Leslie White considera las acciones que son poesis y praxis, deja a un lado acciones como la lactancia, el cuidado y el emparejamiento (Cfr. White 1959 :151).
  2. 2. Ministerio de Cultura no tiene como objeto la cultura, sino “(…) todas las manifestaciones culturales que reflejan la diversidad pluricultural y multiétnica” (Perú 2010). ¿Pero cómo son esas manifestaciones? ¿Son manifestaciones que explicitamente defiendan la diversidad o que solamente por el hecho de existir ya la muestran? El Ministerio de la Cultura, según Juan Ossio, plantea a la cultura como un factor de identidad (Cfr. Pajares 2010:16). Esta manera de pensar podría implicar una noción de cultura criticada por Leslie White: la cultura como rasgos caracteristicos. White objeta esa noción de la siguiente manera: “¿Cómo es posible determinar cuáles son los rasgos que caracterizan el grupo y cuáles no –cómo es posible efectuar la separación entre lo que es cultura y lo que no lo es? Por otro lado, si llamamos cultura a los rasgos que caracterizan el grupo, ¿cómo llamaremos a los que no lo caracterizan?” (White 1959:152). El desarrollo de estas objeciones, en el texto de White, muestra aspectos ocultos de la noción de la cultura entendido como rasgos caracteristicos: la distinción entre “cultura” y “no cultura” es “abitraria” y sobre la base de “criterios subjetivos”. La separación entre “cultura” y “no cultura” vuelve a aparecer en el segundo artículo de la Constitución de 1993. En ese artículo se sostiene esto: “El Estado propicia el acceso a la cultura y fomenta su desarrollo y difusión” (Perú 1993). Acceder significa entrar. Y entrar implica un movimiento que empieza afuera de algo y termina dentro de él. Así, parece que en la Constitución hay una noción etnocéntrica de la cultura, porque la cultura es algo a lo que se ingresa, por un lado; y porque supone una separación entre “cultura” como aquello a lo se ingresa y “no cultura” como la situación anterior al ingreso, por el otro. El Estado, y quizá incluso Lima, es el poseedor de la cultura, mientras que el resto de la población solo tendría “folclore”. Por otro lado, algunos aspectos de la ley de creación del Ministerio de Cultura corresponden con algunos intereses de la sociedad civil. Rodrigo Montoya, columnista del diario La Primera, propone a la candidata para la alcaldía de Lima, Susana Villaran, en una columna del cuatro de setiembre la construcción de centros de culturas en los distritos de Villa el Salvador, Huaycán, Comas y San Juan de Lurigancho para dar a los habitates de esos espacios geográficos un espacio público en el que se puedan respetar las lenguas, las danzas, las canciones, los mitos, las leyendas, en fin, las tradiciones de los andes, de la amazonia y de la costa (Cfr. Montoya 2010ª y 2010b). La ley de creación del Ministerio de Cultura, por su parte, tiene como una de sus competencias la siguiente: “La formulación de planes, programas y proyectos nacionales en el ámbito de su sector para la promoción, defensa, protección, difusión y puesta en valor de las manifestaciones culturales” (Perú 2010). Además, aparece la preocupación por el desarrollo de las comunidades andinas, amazónicas y afroperuana en una de sus funciones:
  3. 3. “Planificar, concertar, articular y coordinar con los niveles de gobierno que corresponda las actividades de fomento, asistencia técnica, apoyo y consulta popular para el desarrollo integral de los pueblos andinos, amazónicos y afroperuano” (Perú 2010). De esta manera la creación de centros de culturas es un proyecto posible, debido a que está considerado por la ley de creación del Ministerio de cultura. El paso siguiente, entonces, es el de aceptar la propuesta de Rodrigo Montoya y desarrollarla entre el Ministerio de Cultura y la alcaldía de Lima. Hemos visto que la definición del concepto de cultura en el discurso oficial tiene una formulación poco científica: es incompleta, es el resultado de la reflexión del actual ministro de cultura y no de la le que crea el Ministerio de Cultura, y se acerca a concepciones de la cultura ignorando las críticas realizadas desde la academia, especialmente desde la postura de Leslie White. Ese tipo de definición de la cultura posiblemente de debe a un acercamiento a la cultura desde una posición etnocentrista. Sin embargo, aunque el concepto de cultura en el discurso oficial se entienda de esa manera, existe una propuesta que podría responder a las necesidades de diferentes grupos de pobladores peruanos en relación con el desarrollo de la cultura.
  4. 4. Bibliografía. MONTOYA, Rodrigo 2010a Un voto más por Susana Villarán. En: diario La Primera. Lima, 04 de setiembre de 2010. (http://www.diariolaprimeraperu.com/online/columnistas/un-voto-maspor-susana-villaran_69481.html) 2010b Centros de Culturas en los Conos de Lima. En: diario La Primera. Lima, 11 de setiembre de 2010. (http://www.diariolaprimeraperu.com/online/columnistas/centros-de-culturas-enlos-conos-de-lima_69929.html) NATERS, Luis 2008 La estructura interna de la lengua y el cambio lingüístico, pp.15-38. En: CÓRDOVA, Paula (ed.).¿Cambio o muerte de las lenguas? Reflexiones sobre la diversidad lingüística, social y cultural del Perú. Lima:UPC. PAJARES, Gonzalo 2010 Entrevista a Juan Ossio, pp. 16-17. En: diario Perú.21. Lima, 25 de setiembre de 2010. PERÚ, Congreso de la República 2010 Ley N° 29565: ley de creación del Ministerio de Cultura. 1993 Constitución Política del Perú REAL ACADEMIA ESPAÑOLA (RAE) 2010 Diccionario de la lengua española. (http://buscon.rae.es/draeI/) WHITE, Leslie 1959 El concepto de cultura

×