Your SlideShare is downloading. ×
  • Like
De chemtrails y morgellons
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Now you can save presentations on your phone or tablet

Available for both IPhone and Android

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

De chemtrails y morgellons

  • 341 views
Published

En este escrito, el autor, de una manera contundente y precisa, nos va a ir llevando al arribo de la conclusión, de la posible relación entre estos dos fenómenos que azotan y confunden a parte de la …

En este escrito, el autor, de una manera contundente y precisa, nos va a ir llevando al arribo de la conclusión, de la posible relación entre estos dos fenómenos que azotan y confunden a parte de la humanidad, mostrándonos, según su percepción, la relación entre ambos, junto a la participación y posible protagonismo alienígena en ellos.

Published in Education
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
    Be the first to like this
No Downloads

Views

Total Views
341
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0

Actions

Shares
Downloads
1
Comments
0
Likes
0

Embeds 0

No embeds

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. “DE CHEMTRAILS Y MORGELLONS” LA TRAMA DE LA QUE NADIE SE ATREVE A HABLAR… Por ELEUZELL Mucho se ha escrito sobre estos temas en los últimos años, pero es mi percepciónque no hemos logrado hasta el momento, aproximarnos a la interpretación real de losmismos. El error más frecuente, radica en relacionar a ambos temas bajo una mismaetiqueta, como un fenómeno puramente humano. Es comprensible tal hecho, ya quepsicológicamente al encararlo así, se puede sobrellevar como una carga factible deenfrentar e intentar modificar, pero lamentablemente esta actitud frente a la posiblegravedad del fenómeno, nos juega en contra, ya que sólo logra hacernos poner la cabezabajo las sábanas, esperando que se trate sólo de un mal sueño. Al momento de encarar este tema, debemos diferenciar con la mayor claridadposible, la situación actual de la especie humana en el planeta, y por ello, como ya loexpresé en escritos anteriores, es mi percepción el que nuestra especie se encuentraesclavizada, controlada y dominada desde hace varios milenios, con fines utilitarios ydepredadores, bajo la tutela de una especie foránea, a la que se denomina genéricamente“los Rubios”. Esta situación es importante, debido a que el fenómeno que aquíanalizaremos, si bien en parte orbita en las esferas alienígenas, sería imprescindibletratar de clarificar el grado de relación que guarda con ellos.Un breve repaso sobre el tema Desde hace muchas décadas, el hombre viene introduciendo fumigaciones en laatmósfera con diversos fines; en un primer momento de manera sencilla e ingenuavolviéndose su accionar más osado en la medida de que los avances de la ciencia y latecnología se lo permiten. Así nos encontramos, con un variado abanico de intencionesdesarrollándose con el paso del tiempo, donde técnicas y motivaciones llegan a ser tansofisticadas, que por momentos pareciera ser de ciencia ficción. Es así, que el fenómenodenominado hoy Chemtrails, con poca investigación que se haga, es indudablementeevidente e ineludible su reconocimiento. Bajo este rótulo, hoy se agrupan posiblemente el desarrollo de diferentesintenciones humanas, que teniendo en común la forma de fumigaciones aéreas, imponenquizás con muy poca consideración, afectando a vastas regiones, y exponiendo a grandespoblaciones a las influencias de un cóctel de variadas sustancias químicas, amparadostras propósitos de experiencia científica, pero donde posiblemente en la mayoría de lasveces se esconden motivos que engloba intenciones de dominio, control y defensa. Seríalarga la lista a enumerar sobre posibles fines concretos que hoy confluyen en esteaccionar; podremos encontrar información diversa, a lo largo y ancho de “La Red”, 1
  • 2. algunas bien acreditadas, la mayoría confusa y a veces contradictoria, por lo tanto, si biensería atractivo profundizar en la oferta de información, seguramente sólo lograríamosdesviarnos del tema. De todas maneras, más adelante haremos alguna mención sobre elmismo. Para comprender uno de los aspectos más significativos del fenómeno de ‘‘lasEstelas químicas’’, que hoy atrae mi atención al redactar este escrito, es necesario enprimer lugar tratar de aproximarnos a la comprensión de lo que es el oscuro, confuso yescurridizo fenómeno ‘‘Morgellons’’. Como es de conocimiento general, sin adentrarnos en detalles, este nombre se loreferencia, aparentemente por errónea comparación, a los primeros casos de unaenfermedad que muestran una sintomatología inusual, “donde predominan síntomascutáneos como sensación de hormigueos, picaduras producidas por insectos, lesionespersistentes en la piel como sarpullidos o llagas, encontrándose fibras de diferentescolores en la superficie o por debajo de la piel, acompañados la mayoría de las veces porsíntomas neurológicos, fatiga, dolor muscular y de las articulaciones, entre otros, lo quelleva a considerarse a esta enfermedad, como el síndrome de Morgellons”. En losprimeros momentos que empieza a circular por la Red datos sobre el incremento de estacasuística, la ciencia oficial lo ignora…, para luego pasar a un aparente acuerdo, donde“la mayoría de los médicos, incluyendo dermatólogos y psiquiatras, consideran Morgellons como lamanifestación de una enfermedad conocida, el delirio parasitario dermatozoico, aunquealgunos médicos consideran que una causa infecciosa podría encontrarse en el futuro”. Al pocotiempo comienza a circular la versión de que la enfermedad de Morgellons está relacionadacon “la Borrelia“, que se manifiesta en la etiología de la enfermedad de Lyme. Los afectados poresta nueva enfermedad, lejos de delegar su protagonismo, se agrupan por primera vezbajo una organización, la Morgellons Research Foundation, desde donde con el pasodel tiempo, afirman haber recibido autodiagnósticos desde los cincuenta estados de EstadosUnidos y diversos países, incluyendo Canadá, el Reino Unido y los Países Bajos, entre otros,cifrando en varios miles las familias que han contactado con la organización. Hoy, mediados de2011, a más de diez años del amanecer de esta nueva amenaza, existen en el mundomuchas organizaciones que se mantienen actualizadas y conectadas, intercambiandocharlas y conferencias sobre este síndrome, ya que es consideración general, el que sehaya diseminado por todo el planeta. Aquí vale hacer la salvedad, de que la casuística deesta nueva enfermedad en lo que hace a su sintomatología, parece crecerexponencialmente en los primeros años de la década pasada, para luego entrar en unameseta e ir decayendo paulatinamente la aparición de nuevos casos. Y algo con respecto asu dispersión geográfica, que a mi entender es para considerar, es que la aparición de lamayoría de los casos, se han presentado principalmente en “gran parte de EE.UU.,Canadá, parte de Europa, y Australia…, encontrándose prácticamente sin casosdocumentados en toda Latinoamérica, África, Medio-Oriente y Oriente, con excepciónde casos dispersos en Japón, Corea y algún otro país”. Es de interés observar, que de los dos países más poblados del planeta, India yChina, en el primero la información es escasa y confusa, sólo en el último se informa deuna enfermedad poco insidiosa, atribuida a un parásito, con sintomatología semejante aMorgellons. 2
  • 3. Lo que hasta aquí se presenta es relativamente claro de entender, se complica y seenvuelve de claroscuros al adentrarnos en la génesis de dicho síndrome, donde el endebleandamiaje que soporta “las explicaciones oficiales”, empiezan a desplomarse en lamedida que se empiezan a hacer investigaciones “extraoficiales” de las muestras que serecogen de las lesiones de gente afectada. Entre los primeros estudios realizados sobre las variadas fibras, características delas lesiones producidas en la piel de los afectados, se destacan los resultados obtenidospor el Dr. Wymore, determinando que “las fibras son desconocidas, hechas de elementosdesconocidos y no procedentes de la ropa, aún estando en estrecho contacto con lascostras de heridas”. Valiosos por su importancia, son los aportes de la Dra. Staninger, Dr. Castle, Dr.Castillo y Dr. Rahim Karjoom entre otros profesionales, donde realizando estudios ypruebas de laboratorio sobre material extraído de las lesiones, comprueban entre otrascosas la existencia de fragmentos constituidos por silicona y fibras de polietileno, concaracterísticas físico-químicas especiales, que al compararlos con resultados de estudiosrealizados sobre “fibras inusuales” recogidas al aire libre, llegan a la conclusión de estarposiblemente frente al mismo fenómeno. Surge así la inquietante pregunta, ¿Qué relaciónpuede haber entre las estelas químicas, lo que contienen y la enfermedad deMorgellons?. Algunos profesionales (incluida Staninger), van aún más allá, afirmandoque este complejo de fibras, contiene “partículas inteligentes”, elaboradas posiblementecon propósitos muy definidos, pudiendo ser producto de nanotecnología; pasando aformar parte con sus declaraciones, de la muy extendida lista de “conspiranoios”. Por otro lado, el investigador Ahmed Kilani extrae ADN de las fibras de pacientesafectados, reconociendo rastros de un hongo. Se acompleja aún más el panorama, cuandoel genetista Vitaly Citovsky, descubre que las fibras de este morbo, contienen el ADN deun organismo llamado “agrobacterium”, utilizada frecuentemente como una herramientaen ingeniería genética, para producir plantas genéticamente modificadas, teniendo encuenta su exitosa capacidad en la transferencia de genes. Vale reconocer que un escasonúmero de pacientes, han presentado una sintomatología muy peculiar, donde se hapodido extraer de las lesiones, bio-insectos, nano-placas y cristales polimórficos entreotros, acomplejando aún más, la manifestación de este fenómeno. Curiosas también sonlas conclusiones a las que se va arribando, al realizar estudios comparativos relacionandocasuística de personas afectadas, ya que surge como patrón común la existencia dedeterminados “factores genéticos” de manera significativa, instalando un nuevo atributoa la manifestación de este síndrome, “la de la predisposición genética”. Y así podríamos enumerar una numerosa lista de fenómenos atribuibles a estemorbo, debido a que son numerosos los profesionales que han realizado su aporte a lainvestigación de esta extraña afección, pero citaremos brevemente los trabajos de uninvestigador, el Ingeniero Carnicom, que dedicó más de una década al estudio de losfenómenos llamados Chemtrails y Morgellons, donde con respecto a este último, arribó asugestivas conclusiones. Logrando reproducir en laboratorio, las fibras relacionadas tantoa lesiones de esta enfermedad, como las recogidas del ambiente, este ingeniero reconoceformando parte de una compleja estructura interna, componentes biológicos, 3
  • 4. potencialmente relacionados con organismos como la Clamidia, polimorfos similares aMicoplasma, y la aparición de una extraña forma Erytrocítica en las etapas finales de sudesarrollo. Asevera por otro lado, que encontró resultados semejantes, en cultivos delaboratorio, realizados a partir de muestras de animales, y lo más notorio, de muestras depersonas aparentemente sanas, sin sintomatología, lo que a su entender, pone deevidencia la “universalidad del fenómeno”. Entre los informes del ingeniero, sobresale la interesante y no menos preocupanteconclusión, “esta afección es causa de cambios bioquímicos relevantes en la naturalezade la sangre del individuo en el que reside”. “siendo este cambio… considerado comoaltamente significativo y expresivo de un posible cambio fundamental en la condiciónhumana”. Presentado así… Realmente alarmante. Adentrémonos ahora al tan vapuleado tema de las “estelas químicaspopularmente conocidas como Chemtrails”. Comencemos recordando, que con estadenominación se trata de establecer una diferencia con los Contrails, senderos de estelasgenerados por la condensación del vapor de agua, que ocasionalmente dejan los avionescuando se dan las condiciones adecuadas. Todo comenzó hace más de una década,cuando empezó a llamar la atención “la presencia en los cielos de extraños aviones que dejabantras de sí un rastro de estela aparentemente no producidas por condensación de humedad…,persistentes en la atmósfera, llegando incluso a convertirse en capas de singulares nubes”.Fenómeno que se detecta primeramente en los EE.UU. para extenderse a un variadonúmero de países, abarcando amplias regiones. Con el paso del tiempo, se han sumadoprogresivamente un importante número de investigadores independientes, de diferenteslatitudes, buscando develar los propósitos que se esconden detrás de estas maniobras. Esmucha y variada la información que ha ido circulando por la Red al respecto,lamentablemente la mayoría de ella poco acreditada y basada en meras especulaciones, loque muestra lo vidrioso y escurridizo que es el tema. Consciente de ser injusto por omisión, vale recordar algunos nombres de los quetanto invirtieron tiempo y esfuerzo con sus investigaciones, resaltando solo algunoscomentarios, así podemos reconocer al Físico Neil Finley, que denuncia ampliamente ycon fundamentos a los Chentrails como “responsables del deterioro de la capa de Ozono”, a laDra. Rosalie Bertell acérrima activista en lo que hace a denuncias de “armamentosgeofísicos” y su relación con los chemtrails. Siendo un poco más específicos, el Dr. Patteray la Dra. Alfieri, en Italia, hacen analizar material con aspecto de “filamentos extraños”caídos desde el cielo, encontrando en su composición “sales totalmente ajenas a lacomposición atmosférica normal…”, reconociendo una…. “sustancia macromolecularque contiene boro, silicio, calcio y magnesio”, analizando el acumulo de resultados loslleva a emitir varias hipótesis, en la que se destaca… “los filamentos serían el resultadode un proceso de polimerización con polímeros orgánicos y sintéticos (“biopolímerossintéticos”), presentado en forma artificial, se utilizarían como “apoyo” de otroscomponentes (¿emisión de polvo?) con el fin de difundir en la atmósfera un “aerosol”,que sirviera para mejorar y ampliar en el espacio y el tiempo, la reflexión de las ondaselectromagnéticas…”. El reconocido químico en polímeros, Dr. M. Castle, ha estudiado 4
  • 5. polímeros atmosféricos durante años, encontrando que algunos de ellos contienen“materiales bioactivos”, identificando polímeros microscópicos, “posibles mutaciones dehongos genéticamente diseñados con virus”. El Dr. Castillo, deduce de sus trabajos, que…“las fibras son un polímero de silicona, con la habilidad de reproducirse a sí mismo…,afirmando que se trata de nanotecnología diseñada posiblemente para fines militares”.El reconocido periodista e investigador, Mike Blair… “investigó la posible relación entreChemtrails y la aspersión de nanofibras con propiedades de micro y nanosensores…como parte de un método para protección de una posible guerra biológica”. El periodistae investigador canadiense, William Thomas, ha reportado que “análisis de laboratoriossobre diversas muestras de aerosoles, mostraron que contienen una gran variedad de mohos yhongos, además de marcadores de genes, gran variedad de sustancias químicas, células rojasdeshidratadas y bacterias…” Pudiéndose reconocer también, que investigadoresindependientes han encontrado pruebas de que los rastros químicos contienen no sólo gérmenes como la Pseudomona, Enterobacterias, Serratia, Streptomyces, y diversasclases de hongos, además se han encontrado metales pesados (aluminio, etc), células dela sangre, sedantes, sustancias cristalinas, sales de bario, un tipo de fibra de polietileno-silicio, y en ocasiones "Dibromuro de etileno” extremadamente tóxico para los humanos,afectando principalmente el SNC y respiratorio, poniendo en serio riesgo al sistemainmune... Como podemos observar, un verdadero cóctel de sustancias posiblemente se estávertiendo en los cielos… ¿propósitos? Un dossier muy variado de posibles intenciones.Veamos algunas de ellas: Scott Stevens, reconocido meteorólogo, denuncia unamanipulación climática mediante el uso de estelas químicas y potentes emisioneselectromagnéticas,… “todo el sistema está siendo manipulado, desde la abolición de lasnubes con los consiguientes períodos de sequía (…) hasta el desarrollo de huracanes ytornados. No hay nada natural en todo esto”. También podemos ver que en la ingenieríamilitar es común el uso de lo que se denomina “Chaff”, tratándose de una fina aspersiónde aluminio con el propósito de enmascarar el tránsito de un avión a los sensores de losradares, en ocasiones utilizados junto al carbono, que tiene la propiedad de absorber lasmicroondas. Es reconocido el uso de Yoduro de plata, como agente generador de nubesy precipitaciones. En China se experimentó ampliamente con el uso de “la diatomita, unmineral con gran poder de absorción, con dimensiones microscópicas y alto contenido en sílice,demostrando ser muy eficientes para eliminar parte del vapor de las nubes y conseguir con ello laausencia de lluvia”. Algunas fuentes oficiales insisten en que las fumigaciones que se realizan, formaparte de un proyecto basado en la Geoingeniería, “el proyecto escudo”, llevado a cabo porel DOE (Departamento de Energía de EEUU), el que se supone que tiene como objetivomitigar el efecto invernadero, para contrarrestar el calentamiento que se produce en laTierra. Pero por otro lado, debemos recordar que en la primera década del siglo XXI, laproducción de compuestos a través de la Nanotecnología, se deja notar enGeoingeniería con la producción en masa de los Polímeros Autoensamblables,Nanofibras y Nanotubos de Carbono, llegándose incluso a la elaboración de “fibrasRecombinantes artificiales, a través de la manipulación genética de los Aminoácidos 5
  • 6. presentes en algunos Arácnidos”, con múltiples usos hostiles (entre los que seencuentra la capacidad de interacción Electromagnética). Desde este punto de vista, paramuchos investigadores, las fumigaciones en realidad forman parte de una combinaciónde factores, donde “los chemtrails, serían los encargados de crear una atmósfera quesoporte ondas electromagnéticas, osciladores electromagnéticos de campo (llamadosgirotrones) y calentadores ionosféricos”. Uno de los principales componentes dentrodel cóctel de partículas fumigadas, sería el bario, cuya finalidad sería la de producirmayor densidad en el plasma, mejorando el aprovechamiento del aluminio, con lo quese produce un plasma más denso de lo que se conseguiría simplemente ionizando laatmósfera. A mayor densidad, más partículas colisionan unas con otras y más carga setransporta. Los chemtrails serían el medio, mientras que HAARP, los Láser Espaciales yla Red de Emergencia de Ondas Terrestres (Ground Wave Emergency Network) son lastécnicas. Al parecer, este sistema se está implementando en Rusia, Canadá, EEUU y todaEuropa. Estas “exóticas” armas pueden ser móviles, satelitales o de antena terrestres yconstituyen un sistema defensivo y ofensivo electromagnético, altamente eficiente. De considerarse válida la evidencia acumulada, estaríamos frente a un proyecto degeoingeniería a escala mundial. Donde los medios por los cuales se alcanza unamanipulación dirigida del clima, serían de tres tipos: productos químicos dispersados enel cielo, la radiación electromagnética y el aporte de la nanotecnología, conformandovariados proyectos, que darían el soporte a una red altamente desarrollada deinvestigación aplicada sobre armas invisibles. Pero como todo tiene un precio, variadasserían las consecuencias de estos proyectos, es así que algunos investigadores afirman porejemplo, que la precipitación de partículas metálicas a base de aluminio, bario, litio,manganeso (entre otros) y la difusión de polímeros varios (encontrados en los análisisrealizados en Italia, Alemania, Canadá, España, Grecia y EEUU), causarían la variacióndel ph. del terreno, la sequía, la muerte de bacterias necesarias para la absorción denutrientes en las plantas ,y la muerte de algunos insectos muy útiles para lareproducción de la vida en la naturaleza, que junto al surgimiento e incremento de unelevado número de enfermedades en los seres humanos expuestos a tales fumigaciones,acreditarían algunos de los efectos colaterales de dichas maniobras. Siendo tan aleatorias e imprevisibles las consecuencias de lo que ya está enmarcha, como vemos al parafrasear a un reconocido investigador, “El combo de estelasquímicas/HAARP es una espada de dos filos. Por todas las partículas de material ymetales en el aire, nuestra atmósfera ha perdido una gran cantidad de sus cualidadesaislantes. Al mismo tiempo que han sido reducidas esas cualidades atmosféricasaislantes, equipos como el HAARP está sobrecargando la atmósfera con extremacantidad de electricidad. Las nano-partículas metálicas están llegando a todo el suelo ycualquier cosa que crezca en él, la comida que comemos, el agua que bebemos y el aire querespiramos. Todo, incluso nosotros estamos convirtiéndonos en mayores conductores deelectricidad”, nos dice el Ingeniero Carnicom, dejándonos la extraña y azorada pregunta,“¿hacia dónde nos estamos dirigiendo…?”. 6
  • 7. A esta altura resulta inevitable compartir y adherir a algunos de loscuestionamientos que circulan por la Red…, “¿Cuál es el objetivo final de todo esto…,aparte de la aparente siempre necesaria confrontación entre fracciones por el poder ycontrol del mundo?, ¿Existe un intento forzado por tomar el control de toda la población,a través del rociado directo de drogas, y enfermedades?, ¿Se trata de un programa deInmunización encubierta o reducción de exceso de población? Enfermedades comoMorgellons… ¿son un efecto colateral no previsto, de esos extraños cielos químicos?,¿Tal vez un efecto secundario de un experimento en masa?, ¿Quieren aturdirnos oestupidizarnos?, ¿Modificarnos genéticamente?, ¿Alterar nuestra fisiología,reduciéndonos a robots controlados a distancia?..”.Extrayendo algunas conclusiones Intentar arribar a conclusiones entre tanta mezcla de información y desinformaciónes algo incierto, pero amerita el riesgo algunos hechos que se presentan como seguros,junto a la posible trascendental importancia de las implicancias que tendrían. Es así, quecomenzaré aclarando que lo conocido como fenómeno Chemtrail, se nos presenta bajodos aspectos bien diferenciados, “las fumigaciones realizadas a elevada altura”, y porotro lado “las fumigaciones realizadas a baja altura”. Las primeras, realizadas en unárea de influencia mucho más vasto que las segundas, abarcando regiones muy ampliasdel planeta, y es probable que su propósito esté relacionado con la geoingeniería, másespecíficamente con la “Ingeniería del clima”, donde las fumigaciones harían de soportecomplementario, para lograr una mayor eficiencia de las nuevas armas noconvencionales derivadas de la geoingeniería, utilizadas con propósitos de ataque,coerción y defensa, abarcando entre otros dispositivos, a “los calentadores ionosféricos”y los poco comentados “interferómetros de tecnología escalar”, “Energía de PulsoElectromagnético”, etc.… donde aparte de manipular y controlar la generación desequías e inundaciones, podrían intervenir en la formación y control de huracanes,inducción de terremotos, tsunamis y la estimulación de la erupción de volcanes. Entreotras posibles aplicaciones, no son pocos los investigadores que afirman que estos nuevosmonstruos pueden modular sus señales para generar específicos cambios en la salud delas personas, manipulando el sistema inmunitario, llegando incluso a manejar el patrónestructural exacto, necesario para generar enfermedades a voluntad. Y quizás no menosalarmante, hay científicos que especulan con fundamentos sólidos, sobre los posiblesalcances de esta sofisticada tecnología basada en electromagnetismo, como la responsablede la manipulación de la conducta y estados anímicos de los individuos. Como es deesperar…, la cercana realidad nos irá mostrando y sorprendiendo, al ir expresándose loque aún se encuentra velado a nuestra percepción. Lo que se me presenta como seguro, luego de recorrer la exhaustiva informaciónque hay al respecto, y entrecruzarla con los datos de la realidad que desde algunos añosse nos impone, es que el desarrollo de este tipo de dispositivos se está dando bajo elcontrol de enfrentados centros de poder, donde de manera asidua, confrontanprovocándose mutuamente, desarrollando una guerra tácita, tratando de poner a puntosus monstruosos artefactos con aparente desconsideración por las implicancias de su 7
  • 8. accionar sobre el medio ambiente y la gente de este planeta…, induciéndome a pensar eldesenvolvimiento de los hechos, que estamos deslizándonos aceleradamente hacia unquiebre histórico, donde lo tácito dará paso a una confrontación explícita. Por otro lado, posiblemente “las fumigaciones realizadas a baja altura”,representen un accionar menos claro y más complejo, diferenciándose del anterior, enprimer lugar por darse exclusivamente en un área geográfica muy limitada, pudiendodecirse que afecta al área de influencia inmediata y directa del centro de poderoccidental. A mi criterio, con este procedimiento se viene fumigando periódicamente,desde hace muchos años en zonas densamente pobladas, un dossier de sustancias dondepredominan diversos agentes biológicos, representado principalmente por hongos,bacterias y parásitos, junto a determinadas sustancias químicas. Los propósitosseguramente han de ser diversos…, y quizás nunca salgan a la luz. Pero es reconocidohoy que por lo menos “tanto el ejercito de EE.UU. como el de Inglaterra, han estadorociando armas químicas y biológicas en pruebas al aire libre sobre la población civil,por lo menos desde 1950, bajo el rótulo de Pruebas de Vulnerabilidad”. Entre otras, sedestaca las declaraciones del científico y militar retirado estadounidense, Tom Bearden,quién afirma ser un sobreviviente del contagio con un tipo muy peculiar de Micoplasmamodificado para ser usado como arma biológica, sufriendo sus exposiciones al mismocuando estaba en actividad en Canadá en 1968, padeciendo las consecuencias desdeentonces a pesar de tenerlo bajo control, ya que se le ha instalado como enfermedadcrónica. Según su expresión, “las modificaciones realizadas sobre este parásito, loinducirían a infestar en los humanos, las Células Rojas de la sangre, alterando lascualidades de su hemoglobina, reduciendo significativamente su capacidad detransportar el oxígeno, utilizando en aquellas experiencias, fumigaciones donde elmosquito era utilizado como vector transmisor”. Frente a esto, se activa en mí la alarma,y me pregunto… ¿guarda esto alguna relación, con los resultados obtenidos por el Ing.Carnicom estos últimos años, al investigar Morgellons? Es así, que no mucho más me queda por agregar sobre este complejo tema, salvo elde comentar que “las fumigaciones realizadas a elevada altura”, especialmente en laregión donde vivo, una urbe mediana de un país periférico, quizás por encontrarse muyapartada de lo que podría considerarse “la zona caliente”, las he podido reconocer sinmayor dificultad…, esporádicamente. Podría afirmar que nunca presencié “fumigacionesrealizadas a baja altura”, salvo las ocasionales, que se realizan sobre los cultivos, peroeso es otro tema, pero sí he sido testigo visual, de la aparición en los cielos, de lo que diopor llamarse “Orbs”, una esfera de apariencia metálica, aparentemente de modestotamaño, que circulaba a la luz de día lentamente entre las nubes, a mediana altura, sinestelas tras de sí, ni ruido alguno, y posiblemente relacionada con “la invasión pocotiempo después, en toda la ciudad de un inusual reguero de fibras semejantes atelarañas”, como comentaban los medios de prensa de aquel verano, si mal no recuerdo,del año 2001. Pero lo que realmente detonó mi interés por todo este fenómeno, fue lo ocurridodurante prácticamente todo el invierno del año 2002; donde de manera abrupta y porvarios meses, fueron apareciendo animales muertos a lo largo y ancho de los campos delpaís donde vivo, mutilados de manera poco ortodoxa y en circunstancias extrañas. 8
  • 9. Varios centenares de casos fueron reportados, compartiendo todos ellos característicassimilares, tanto en el tipo de lesiones como de los órganos resecados, y por tener ciertacercanía y afinidad con el tema, me dediqué a investigarlo. Muy rica y variada fue lainformación que acumulé, pero sólo comentaré lo que más llamó mi atención porentonces. Reconociendo que un patrón se reproducía, por ejemplo: se repetía confrecuencia la identificación de determinados tejidos en los escasos órganos resecados,causando también asombro la frecuente ausencia de sangre, como si el animal hubierasido desangrado sin dejar ningún tipo de huella o rastro, junto a las reiteradascircunstancias del vaciamiento del agua de estanques y cisternas, de varios miles delitros a veces en una sola noche, en las proximidades de donde se encontraban losanimales mutilados. Y muchas…, quizás demasiadas veces, el testimonio de lugareñosconfirmando la presencia de “extrañas luces en el cielo”, que les quitaba el sueño por lasnoches. Con el pasar del tiempo fui acumulando información de este fenómeno,descubriendo que aparentemente esta singular casuística comienza a mediados de lossesenta del siglo pasado en EE.UU., generando tanto revuelo y especulaciones como casossin resolver. Con características muy similares, reapareciendo esporádicamente décadatras década, la misma situación en diferentes países…, y siempre sin que se llegue aconclusiones que traigan claridad sobre el tema. Tema que sin lugar a dudas..., hasta hoyes un misterio.Mi actual percepción Con lo hasta aquí desarrollado, arribo a mi interpretación más osada, que aunqueesté basada en el entrecruzamiento de la información acumulada, con una modesta perointeresante experiencia, posiblemente no salga del ámbito de la especulación. Considerando la cuantiosa información relacionada con este tema, para podercomprender lo que posiblemente esta ocurriendo, tenemos que remontarnos al siglopasado, con la aparición en escena de lo que dio a llamarse “el fenómeno OVNI”. Hoy esinobjetable el hecho de que en la década del cuarenta, comienza a instalarse en la opiniónpública, primeramente en los EE.UU. para progresivamente tener alcance mundial, unacasuística que ha dado guión de sobra hasta hoy, no sólo a investigadores y a escritoressino dejando inclusive muy buenos dividendos en la producción televisiva ycinematográfica. En donde abundan situaciones de avistamiento de posibles navesalienígenas, secuestros y las más variadas especulaciones sobre sus propósitos;quedándome en claro luego de un exhaustivo rastreo y depuración de la informacióncirculante, de que en aquella época se dio posiblemente el arribo al planeta de una especieque genéricamente se denominó “los Grises”, que inmediatamente y a su manerainteractuaron con nuestra civilización. Mucha y variada información, algunas de lascuales merecen mi crédito, indican que esta especie “foránea” entra en contacto desde losprimeros momentos de su aparición con “los centros de poder dominantes” de occidente,con los cuales aparentemente llegaron a precarios acuerdos de connivencia, basados entrabajos de investigación compartidos. Un rastro de los posibles trabajos de aquella 9
  • 10. época, realizados a la sombra y al amparo del clásico rótulo de “Secreto de Estado”,quizás podamos reconocerlo en las declaraciones del científico y militar retirado TomBearden, donde evidencia la existencia de trabajos de laboratorios destinados a modificaragentes biológicos como el Micoplasma, para ser usado como un “arma biológica”contra el ser humano. Estos primeros resultados, encontrándose aún en una etapapreliminar, ya eran satisfactorios en la década del sesenta, dependiendo para sudiseminación y fumigación, de procedimientos de reducción de tamaño y acondicionadoal uso de un vector limitado y específico, como el mosquito. Dentro de las diferentesvertientes de información, es aceptado casi por todos, el que “esta asociación de hecho”haya sido muy controvertida y se prolongó por pocos años, dejando a los humanos eninferiores condiciones frente a la novedosa y en gran parte desconocida tecnología de losforáneos, obligándolos sin poder elegir, a “marchar en el tren de cola”, siempre tratandode interpretar lo que ya estaban haciendo los Grises. Esta especie foránea, sintiéndoseadaptada a las condiciones del planeta, y habiendo aprendido lo suficiente de su especiedominante como para evadirla con impunidad, continuó en secreto sus investigacionesposiblemente abarcando varias áreas de intereses, profundizando también el desarrollode sus “armas biológicas”, donde entre otros propósitos se encuentra, llegado elmomento, el de poder neutralizar y manipular a su discreción la especie dominante…, elser humano. Con este fin, comienza a mediados de la década del sesenta, un accionar furtivo,desconcertante para los humanos, difícil de controlar, donde los Grises se abocansistemáticamente y periódicamente a recolectar muestras de tejidos seleccionados,principalmente entre otros, de animales de la especie bovina, resecando tejidosespecíficos y recolectando sangre de los mismos, posiblemente con el propósito deestudiar la forma de acceder al ser humano de forma masiva, utilizando básicamente loseslabones de su cadena trófica…, manipulando su alimentación. Es así que ese primerprototipo de Micoplasma modificado, del que nos habla Bearden, es manipulado connanotecnología buscando sintetizar un código que exprese la intención con el que fuediseñado, transformándose en la elaboración de moléculas biosintéticas, donde suinformación encriptada, debería contener los pasos a seguir desde el momento de sersoltados en la atmósfera bajo la forma de fumigaciones. El soporte y vehículo de estainteligencia encriptada se daría bajo la forma de módulos de nano-polímerosbiosintéticos con alto grado de tenacidad y elasticidad, conformando moléculascomplejas, basadas en asociaciones de polímeros con lo que hoy reconoceríamos comoPriones. El primer paso que deberían seguir estas moléculas complejas auto-replicantesal ser pulverizadas en la atmósfera, sería el ingresar a formar parte de la Biosfera,reconociendo y acoplándose a alguno de los variados agentes vectores existentespredeterminados en su información química (hongos, bacterias y parásitos),utilizándolos para reconocer e infestar a determinados huéspedes intermediarios, comoplantas, peces, aves y mamíferos, todos ellos formando estratos básicos de la cadenaalimenticia humana. Es así, que utilizando agentes vectores y huéspedes intermediarios,estas moléculas complejas auto-replicantes, basadas en asociaciones de Priones conOligómeros biosintéticos, llegan a su destino…, el interior del ser humano, dondecomienzan a desarrollar progresivamente el programa en ellos grabado. La informaciónen ellos contenida, seguramente los lleve a desarrollar variadas modificacionesfisicoquímicas dentro del cuerpo humano, siendo sólo dos lo bastante claras para mí 10
  • 11. como para comentarlas. Una relacionada con el sistema nervioso, donde podemosreconocer cierta semejanza con la generación y depósito de una sustancia amiloideabasada en una estructura nano-tubular, en tejidos y áreas específicos del mismo, y laotra relacionada con el sistema eritropoyético, más específicamente con la generación yreemplazo progresivo de los glóbulos rojos de la sangre, alterando significativamente lafunciones de la hemoglobina, todo esto con el casi nulo reconocimiento por parte delsistema inmune del individuo. Como se trata de una invasión lenta y progresiva, que lleva varios años antes dealcanzar su punto crítico de saturación, a partir del cual comienzan a evidenciarse en loshumanos los cambios esperados por ellos; es razonable que el proyecto ha de habertenido que sufrir ajustes durante su desarrollo. Un posible ajuste que se ha realizado y sepuede reconocer, que seguramente ha sido necesario como consecuencia de la apariciónde un leve pero manifiesto rechazo en una población de individuos, originadoposiblemente por singularidades genéticas existentes en ellos, donde el sistemainmunológico reconoce e intenta rechazar al agente invasor, poniendo en riesgo unaspecto del proyecto, el de ser una invasión silenciosa. Así emerge, a comienzos de estesiglo, una nueva y compleja enfermedad, “el Síndrome de Morgellons”, afectandobásicamente a la primera población sobre la cual se comenzó a realizar la infestación, ymostrando una variedad de características explicables en función de la variedad devectores y de huéspedes intermediarios que hayan participado. Todo ello, probablementele exige a “los Grises”, realizar ajustes en la programación del “complejo auto-replicante”,y basados en esta necesidad se da “la última masiva recolección de material biológico enel año 2002”. Presentado de esta manera, se deduce que estamos frente a la implementación deun proyecto de reingeniería, de Epigenética, lanzado a reprogramar el sistema humano,introduciendo una transformación artificial, posiblemente hasta del mismo genomahumano, con el propósito liso y llano de dominio y control. Como es de imaginarse, todo esto va desarrollándose siempre por delante delconocimiento de los mismos humanos, desafiándolos constantemente a interpretar yevaluar alternativas con las cuales poder enfrentar este decidido accionar de los Grises.Como consecuencia de esta situación, se han ido “descubriendo” durante estas últimasdécadas, un variado dossier de aspectos científicos y tecnológicos, que el hombre hasabido aprovechar en diferentes aplicaciones. Por nombrar algunos de ellos tenemos eluso de la nano-tecnología, la manipulación genética, las fibras re-combinantes, el posibleuso de los llamados Priones, etc.…, etc.…. Pero frente a esta masiva invasión, ¿Qué estánhaciendo los humanos? Es una incógnita…, podemos suponer que su intervenciónguarde relación con las “fumigaciones realizadas a baja altura”, donde podemosespecular con diferentes posibilidades: • Podría darse que en la medida de ir reconociendo a los variados agentes vectores elegidos por los Grises, se intente actuar sobre el sistema inmunológico de la población, estimulándolo y reforzándolo selectivamente contra éstos mismos agentes vectores. 11
  • 12. • O podemos pensar en la fumigación de “vectores modificados” a los cuales se les ha quitado su virulencia, transformándolos en “vectores ciegos”, que al acoplarse con las “moléculas Auto-replicantes”, las secuestrarían anulando su poder de acción. • Podemos pensar también en el uso de “determinadas sustancias químicas”, utilizadas como catalizadoras, generando reacciones al entrar en contacto con “el complejo Auto-replicante” liberado por los Grises, desestabilizándolo…, debilitando sus enlaces químicos, tratando de anular su funcionalidad. • Podría tratarse de cualquier otro accionar, pero a sabiendas de que por el momento no lo pueden controlar, solamente se puede intentar postergar lo que hasta el momento se presenta, en el horizonte humano…, como inevitable. ¿Cómo se explicaría…, que de ser todo lo comentado hasta aquí factible, los dos otres centros de poder más importantes del mundo, no hayan logrado acuerdos paraenfrentar este común posible colonizador depredador? Y por el contrario, continúenenfrentados, decididos a desplazarse unos a otros por el control del mundo. ¿Con sus fumigaciones de baja altura, planificadas en un área definida yrestringida, el centro de poder occidental nos estaría indicando que cree tener el accionarde los Grises bajo control…, y espera poder sacar provecho de la degradación que va asufrir el resto del planeta al encontrase totalmente desprotegido, de allí su necesidad detomar el control del mismo antes de que la infestación alcance su punto crítico desaturación?.... Todo es posible, y quizás existan muchas variables más, aún sincontemplar. Pero me siento inclinado hacia otra variable de interpretación sobre este punto enparticular, y para poder entenderla tengo que retrotraerme al comienzo del escrito, dondeafirmaba que es mi percepción de que nuestra especie se encuentra esclavizada, controladay dominada desde hace varios milenios, con fines utilitarios y depredadores, bajo latutela de una especie foránea, a la que se denomina genéricamente “los Rubios”. Y aquísurge un cuestionamiento…, si los “Rubios” son nuestros controladores, ¿cómo es quepermiten el accionar colonizador depredador de “los Grises” contra una especie que es desu pertenencia? La posible respuesta… es que exista connivencia, acuerdos entre ellos,donde los mismos “Rubios” se encargarían de llevar la historia humana según susdesignios, manipulando a las elites de los diferentes sectores, empujándolos hacia laconfrontación, el desborde y el caos, facilitando así, el accionar de los “Grises” para quesu siembra sea de alcance masivo. Posiblemente la degradación de nuestra especie,dirigida al embrutecimiento, reduciendo su horizonte de posibilidad, sea parte integralde algo que a mí entender ya está en marcha. Es preciso reconocer que nos encontramosinmersos en un Cambio de Era, en el Fin de una Etapa, y ya estamos transitandototalmente ignorantes de ello…, “La segunda selección artificial”… Que ha de sufrir la historia de nuestra especie. 12