Your SlideShare is downloading. ×
5486400-457200Clase 500Clase 5Desadaptaciones orgánicas: Trastornos del Sueño y Psicofisiológicos (Capítulo 6b)<br />Trast...
Separata clase 5
Separata clase 5
Separata clase 5
Separata clase 5
Separata clase 5
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Separata clase 5

342

Published on

Published in: Spiritual
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
342
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
0
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Transcript of "Separata clase 5 "

  1. 1. 5486400-457200Clase 500Clase 5Desadaptaciones orgánicas: Trastornos del Sueño y Psicofisiológicos (Capítulo 6b)<br />Trastornos del sueño<br />El sueño<br />Los trastornos del sueño son un problema muy común, y por eso el consejero debe entender la importancia del sueño y los factores que lo afectan. <br />Al dormir, el cuerpo está inactivo pero el cerebro se mantiene muy activo. <br />El sueño es el medio de Dios para proveer la restauración psicológica a nuestras mentes.<br />Funciona como un alivio de tensiones.<br />Un aumento de ejercicio mental resulta en un aumento de sueño MOR. <br />Al soñar nuestras mentes se recuperan de la fatiga mental.<br />Disomnias - anomalías en la cantidad, calidad y horario de sueño.<br />La hipersomnia: sueño excesivo durante la noche y/o largos periodos de sueño durante el día.<br />La apnea del sueño: sueño interrumpido por causa de los ruidos de los ronquidos o la cesación momentánea de la respiración.<br />Síndrome de las piernas inquietas: es una sensación desagradable de "hormigueo" asociada con dolores por toda la pierna que impide concebir el sueño.<br />La narcolepsia: sueño excesivo durante el día acompañado con debilidad muscular repentina; a los episodios de narcolepsia se los llama "ataques de sueño" y son poco comunes.<br />El insomnio: dificultad para iniciar o mantener el sueño que puede causar incapacidad funcional durante el día.<br />El Insomnio mayormente resulta de un cambio en la temperatura interior del cuerpo.<br />Insomnio al inicio resulta de una demora en la etapa de sueño. <br />Insomnio del término resulta de un avance de la etapa de sueño. <br />El ciclo de ansiedad del insomnio<br />Algunos consejos sencillos para la higiene del sueño:<br />Mantén un horario regular. Ve a la cama a la misma hora todas las noches y levántate a la misma hora todas las mañanas.<br />Duerme en un ambiente tranquilo, oscuro y relajante y que no sea ni muy caluroso ni muy frío. <br />Asegúrate de que tu cama sea cómoda y úsala solo para dormir y no para actividades como leer o escuchar música.<br />Saca de la habitación televisores, computadoras y otros aparatos.<br />Ejercitarse a diario pero evita hacer ejercicio horas antes de acostarse. <br />Evita las comidas abundantes antes de acostarse. No acostarse con hambre o lleno.<br />No tomar siesta.<br />No fumar ni beber alcohol.<br />No beber bebidas con cafeína tarde.<br />Relajarse por las noches.<br />Desarrollar un ritual antes de dormir. <br />Recordar que la calidad de sueño importa más que la cantidad.<br /> Las Etapas del Sueño<br />Etapa 1 – Somnolencia<br />Etapa 2 – Sueño ligero<br />Etapa 3 – Sueño profundo<br />Etapa 4 – Sueño profundo de ondas lentas<br />MOR – Movimientos Oculares Rápidos<br />Parasomnias<br />Las pesadillas: Sueños aterradores que tienden a ocurrir durante el sueño REM y despiertan a la persona, (Eclesiastés 5:3).<br />Los terrores nocturnos: Tienden a ocurrir durante las primeras etapas del sueño y produce despertar parcial, confusión, desorientación y bajo nivel de activación del sistema nervioso autónomo, (Salmo 91:5).<br />El sonambulismo – levantarse de la cama y caminar durante la cuarta etapa del sueño.<br />Trastornos psicofisicológicos y principios bíblicos acerca de enfermedad<br />Tres razones bíblicos porque las personas se enferman.<br />La muerte, (Hebreos 9:27; I Samuel 26:10).<br />El pecado, (Deuteronomio 28:15, 22, 27; I Corintios 11:29; Santiago 5:13-16; Proverbios 5:11).<br />La gloria de Dios, (Lucas 7:11-16; Juan 9:1-3; 2 Corintios 12:7-10).<br />Principios bíblicos de salud<br />La salud física es importante, (3 Juan 2).<br />Debemos ser buenos mayordomos del cuerpo que Dios nos ha dado, (1 Corintios 6:19-20).<br />La falta de salud física no implica una falta de espiritualidad necesariamente, (Job 1:1).<br />La condición espiritual puede afectar la salud física. <br />Positivamente, (Proverbios 14:30; Proverbios 3:7-8; Proverbios 4: 21-22).<br />Negativamente, (Proverbios 5:11; Salmo 32:3-4; Salmo 31:10).<br />El ministerio espiritual a otros puede impactar su salud física, (Proverbios 16:24; Proverbios 17:22; Santiago 5:13-15).<br />Los médicos y los medicamentos son fuentes legítimas de sanación física.<br />Lucas era un médico, (Colosenses 4:4).<br />Jesús reconoció que los enfermos necesitan el médico, (Mateo 9:12).<br />La Biblia menciona el uso de remedios, (Isaías 38:21).<br />No debe poner toda su confianza en los médicos y los medicamentos porque la sanación viene del Señor, (2 Crónicas16:12; Marcos 5:26; Salmo 103:2-3).<br />El don espiritual de sanación ha cesado durante la etapa del Nuevo Testamento y no es practicado bíblicamente hoy. Dios todavía interviene sobrenaturalmente en ciertas ocasiones según su voluntad, (I Corintios 13:8-10; Santiago 5:13-16).<br />Dios nunca promete la salud física a personas durante la dispensación de la iglesia. No estamos bajo la ley. <br />Dios hizo promesas de salud a los israelitas en el Antiguo Testamento, que eran condicionales a su obediencia a la ley, que incluía leyes de dieta, higiene y control de enfermedades, (Deuteronomio 7:15; Éxodo 23:25).<br />Condiciones físicas en las cuales los sucesos que tienen una importancia psicológica se relacionan en forma estrecha con los síntomas corporales.<br />Síndrome de fatiga crónica<br />Dolores de cabeza<br />Síndrome de intestino irritable<br />Trastornos cardiovasculares<br />Personalidad Tipo A - Alto riesgo.<br /><ul><li>Factores de personalidad</li></ul>Acelerada, apresurada.<br />Camina, habla y come rápidamente.<br />Termina las oraciones dichas por otras personas.<br />Logra terminar las cosas siempre más rápido que otros.<br />Competitiva.<br />Normas muy altas para sí mismo y para otros.<br />Se mantiene bajo una presión continua.<br /><ul><li>Factores físicos</li></ul>Ambiente<br />Estrés laboral<br />Fumador <br />Obesidad <br />Dieta alta en sal<br />Alto colesterol <br />Hipertensión<br />Inactividad<br />Edad<br /> Género<br /><ul><li>Factores espirituales</li></ul>Hostilidad<br />Enojo<br />Agresividad <br />Impaciencia<br />Frustración<br />Nerviosismo<br />Irritabilidad<br />Cinismo <br />Desconfianza<br />Tensión<br />Consejería Bíblica para reducir la susceptibilidad a la EC <br />Cambiar el estilo de vida, (I Corintios 6:19, 20).<br />Mejorar la dieta para controlar la presión arterial y los niveles de colesterol.<br />No fumar.<br />Hacer ejercicio más seguido.<br />Tener un chequeo médico regular.<br />Educarse - Mejor nivel de educación se relaciona con vivir más.<br />Aprender a controlar las reacciones emocionales – Una respuesta bíblica siempre.<br />Es posible aprender a tener paciencia, (Proverbios 16; especialmente 22-24; 32).<br />Es posible controlar el enojo, (Salmo 37:7-8; 31:9-10; 14-16).<br />Es posible ser controlado por el Espíritu Santo, (Gálatas 5:22, 23).<br /> Aprender formas menos estresantes de afrontar las situaciones. <br />Confiar en la soberanía de Dios, (Romanos 8:28).<br /> No preocuparse ni estar ansioso, (Filipenses 4:6,7).<br /> Aprender a estar contento en cualquier situación y a descansar en el Señor, (Filipenses 4:11; Isaías 30:15).<br /> Evitar situaciones potencialmente estresantes, (Proverbios 4:10-15).<br /> Evitar aislamiento social, (Mateo 22:39; Gálatas 6:2; Juan 13:34,35).<br /> Mantener contactos con amigos y parientes.<br /> Ser miembro de una iglesia y otras organizaciones.<br />Seguimiento después del primer ataque cardiaco por chequeos médicos regulares.<br />Cáncer<br />Consejería bíblica para una persona con cáncer.<br />A continuación se encuentran pautas que servirán como herramientas para aconsejar a una persona que padece de cáncer. Se debe tomar conciencia de la relevancia de poder lograr transmitir esperanza en medio del sufrimiento, y sobre todo de tener presente el gran amor de Dios en medio de la difícil prueba. Aconsejando:<br />Desperdiciarás tu cáncer si no crees que fue diseñado por Dios con un propósito para ti, (Job 2:10; 42:11).<br />Desperdiciarás tu cáncer si lo percibes como una condena y no como un regalo, (Romanos 8:1; Números 23:23). <br />Desperdiciarás tu cáncer si buscas alivio en tus probabilidades en vez de buscarlo en Dios, (Salmo 20:7; 2 Corintios 1:9).<br />Desperdiciarás tu cáncer si te niegas a pensar en la muerte, (Salmo 90:12).<br />Desperdiciarás tu cáncer si “luchas” contra él solo para estar vivo y no para anhelar más a Cristo, (Filipenses 1:21; 3:8).<br />Desperdiciarás tu cáncer si dedicas más tiempo leyendo acerca de tu enfermedad y menos tiempo leyendo acerca de Dios, (Oseas 6:3; Salmo 1:2-3).<br />Desperdiciarás tu cáncer si dejas que te conduzca a la soledad en vez de profundizar en tus relaciones, (Filipenses 2:26-27).<br />Desperdiciarás tu cáncer si te entristeces como quienes no tienen esperanza, (I Tesalonicenses 4:13).<br />Desperdiciarás tu cáncer si continúas pecando igual que antes, (Lucas 9:25). <br />Desperdiciarás tu cáncer si no lo usas como un medio para testificar la verdad y la gloria de Dios, (Lucas 21:12-13). <br />Consejos personales y espirituales para enfrentar cancer o enfermedad:<br />Vive cada día al máximo, agradeciendo a Dios y disfrutando cada pequeña bendición y placer como un regalo, (I Tesalonicenses 5:16-18).<br />Pide la ayuda y fortaleza de Dios para el día de hoy, no preocupándote de las semanas y meses que vienen, (Deuteronomio 33:25). <br />Sirve a Dios hoy, mientras haya tiempo, (Juan 9:4).<br />No temas de compartir tus pensamientos y miedos con Dios y con un amigo, (Salmo 18:1-6).<br />Llora cuando te sientas mal, pero no desconsoladamente. Las lágrimas son de Dios para expresar las emociones y calmarnos, sin hacer daño a otra persona como lo hace el perder el control y gritar o tirar cosas, (Job 16:19-22).<br />Sonríe; te hace bien física y anímicamente. La sonrisa trae paz y descanso emocional, (Proverbios 17:22).<br />Analiza bien las prioridades en tu vida. Pon a Dios primero. Da más prioridad a personas y relaciones interpersonales que al trabajo, ambiciones, metas, y cosas materiales, (Mateo 6:33).<br />Ama a otros: abraza a un niño, besa a un ser querido, visita a un viejo amigo, reconcíliate con un enemigo, (Juan 13:34-35).<br />Lee buenos libros y revistas, es una manera de conocer nuevos horizontes.<br /> No temas expresar tu amor sexualmente a tu cónyuge, si ello no está prohibido médicamente. De todos modos, los dos necesitan expresarse su amor y cariño, (I Corintios 7:3).<br /> Prepara regalos, recuerdos, álbum de fotos, cartas o videos para compartir tus ideas y bendiciones con las generaciones venideras. Sé creativo. Deja una huella, (Deuteronomio 6:6-9, 20).<br />Participa en un grupo de apoyo y estudio bíblico.<br />Pasa un buen tiempo de cada día a solas con Dios leyendo la Biblia y orando, (Salmo 55:17).<br />Cuida tu salud con una dieta saludable, descanso y ejercicio. Ayudará a tu cuerpo a resistir el cáncer y a tu espíritu a resistir el desánimo, (I Corintios 6:19, 20).<br /> Arréglate bien siempre. Un buen corte o una nueva prenda de vestir trae ánimo. Debes siempre hacer el esfuerzo de estar lo más presentable posible. <br /> No aceptes el diagnóstico pesimista. Los médicos no son “dioses” y pueden equivocarse en sus análisis. La vida y la muerte están en las manos de Dios, (Deuteronomio 30:19-20).<br /> Disfruta de las flores, las plantas, el jardín o un animal doméstico. Son pequeñas cosas que traen alegría y vida aun cuando llegas al punto de no poder salir de la cama. <br />Planifica paseos y tiempos especiales con la familia y amigos, nadie sabe cuánto tiempo más pueden pasar juntos. Cada momento es una experiencia preciosa que no se va a repetir. ¡Aprovecha al máximo tus días!<br /> Da gracias a Dios en toda situación, (I Tesalonicenses 5:14-24, esp. 18)<br />Recuerda que el cáncer es sólo una enfermedad. No es una sentencia de muerte. No amenaza el plan de Dios para ti. Es una oportunidad de conocer a Dios en una forma más profunda que nunca. Puede ser que se vaya o que se quede, todo depende de Dios. <br />

×