Catequesis Preparatorias Jmj (Enero)

2,157 views

Published on

0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
2,157
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
4
Actions
Shares
0
Downloads
24
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Catequesis Preparatorias Jmj (Enero)

  1. 1. Enero: Moisés 1ª SESIÓN. EL ABAJAMIENTO Y LA VOCACIÓN DE MOISÉS [Ex 1-3] • Oración: o Señal de la cruz o Padre nuestro o Ave María o Gloria • Vídeo explicativo: o http://www.youtube.com/watch?v=K0OdhWFiQrU. (Y si el miedo, de EL CANTO DEL LOCO). o http://www.youtube.com/watch?v=Lpgl_jY6Kqg. (el bastón prodigioso que Dios entrega a Moisés). Introducción • ¿Qué significa el nombre de MOISÉS? Tiene que ver con su origen providencial y después también con su misión: (Ex 2, 10). El nombre para los israelitas, como veremos más adelante, era muy importante, porque conociendo el nombre conocías su intimidad, su corazón y su misión. 1
  2. 2. • ¿De qué tribu era Moisés? (Ex 2, 1). Este dato es importante también para conocer el significado de su misión. 1. EL ABAJAMIENTO DE MOISÉS. Lectura del texto bíblico (Ex 2, 11-15) 11 Un día, cuando Moisés ya era mayor, fue nombrado jefe y juez sobre nosotros? ¿Piensas adonde estaban sus hermanos, y vio sus duros matarme como mataste al egipcio?» Moisés trabajos; vio también cómo un egipcio golpeaba tuvo miedo, pues se dijo: «Ciertamente la cosa a un hebreo, a uno de sus hermanos. 12 Miró a se sabe.» 15 Cuando el faraón se enteró de lo uno y a otro lado y, no viendo a nadie, mató al sucedido, buscó a Moisés para matarlo. egipcio y lo enterró en la arena. 13 Cuando salió Moisés huyó de la presencia del faraón, y se al día siguiente, estaban riñendo dos hebreos. Y detuvo en el país de Madián, donde se sentó dijo al culpable: «¿Por qué pegas a tu junto a un pozo. compañero?» 14 Él respondió: «¿Quién te ha Explicación Para darnos cualquier gracia, Dios siempre nos prepara. En particular, para mostrarnos cuál es nuestra vocación concreta en esta vida el Señor va preparando nuestro corazón para que estemos en situación de escucharle. Muchas veces no somos conscientes de esta preparación que va haciendo Dios con nosotros, pero, cuando pasa el tiempo y uno descubre la voluntad de Dios sobre su persona, se da cuenta de que Dios ha ido preparando el terreno para realizar su obra. En concreto, Moisés, fue preparado por el Señor desde su nacimiento, salvándole de las órdenes del faraón que no quería que ningún varón judío al nacer quedara con vida. Después fue criado en el palacio del faraón, por la hija de éste, donde aprendió a desenvolverse en la corte. Este hecho le iba a servir en el futuro en la tarea que Dios le encomendaría. Y cuando más tranquilo y cómodo vivía, Dios le desmontó su aparente bienestar. Mató a un egipcio. Moisés quiso que no se supiera, como cuando nosotros cometemos un pecado y no queremos que nadie se entere. Pero llegó a los oídos del faraón y éste le busca para matarle. Ni siquiera los de su raza le quieren (“¿Quién te ha constituido jefe y juez entre nosotros?” (Ex 2, 14). Y tiene miedo. (Vídeo: Y si el miedo, de EL CANTO DEL LOCO, directo en Zaragoza, http://www.youtube.com/watch?v=K0OdhWFiQrU). Moisés tuvo que huir a un país lejano y no ser nadie. No ser nada. Se convierte en un humilde pastor asalariado de su suegro, Jetró. Sentido cristológico El Papa Benedicto XVI en su libro JESÚS DE NAZARET afirma que Jesucristo es el NUEVO MOISÉS. También Cristo tuvo que hacer un camino de kénosis, es decir, de anonadamiento, de abajamiento hasta hacerse lo que no era. Esto viene muy bien reflejado en el himno de la carta a los Filipenses (Flp 2, 6-11). Al igual que Moisés, que vivía en el palacio del faraón, Jesús dejó el seno de la Trinidad (el mejor palacio) para hacerse carne en el seno de la Virgen María. Y también llegaría a ser pastor. El Buen Pastor que da la vida por las ovejas (Jn 10, 11). También los santos han hecho su camino de abajamiento. En concreto, Santa Teresa de Jesús habla de la necesidad de hacer un camino de humildad para emprender con éxito una fructífera vida espiritual. Este camino de humillación ha de llevarse a cabo con una determinada determinación, según sus propias palabras. Así lo hizo también la Virgen, que en el Magníficat exclama: “porque Dios ha mirado la humillación de su esclava” (Lc 1, 48). 2
  3. 3. 2. LA VOCACIÓN DE MOISÉS Lectura del texto bíblico (Ex 3, 1-14) 3
  4. 4. y conozco sus sufrimientos. 8 He bajado para librarlo La zarza ardiendo. de la mano de los egipcios y para subirlo de esta tierra a una tierra buena y espaciosa; a una tierra que 3 mana leche y miel, al país de los cananeos, de los hititas, de los amorreos, de los perizitas, de los jivitas 1 Moisés pastoreaba el rebaño de su suegro Jetró, y de los jebuseos. 9 Así pues, el clamor de los sacerdote de Madián.Trashumando con el rebaño por israelitas ha llegado hasta mí y he visto la opresión el desierto, llegó hasta Horeb, la montaña de Dios. 2 con que los egipcios los afligen. 10 Ahora, pues, ve: Allí se le apareció el ángel de Yahvé en llama de yo te envío al faraón para que saques a mi pueblo, los fuego, en medio de una zarza. Moisés vio que la israelitas, de Egipto.» zarza ardía, pero no se consumía. 3 Dijo, pues, Moisés: «Voy a acercarme para ver este extraño caso: 11 Moisés dijo a Dios: «¿Quién soy yo para ir al por qué no se consume la zarza.» 4 Cuando Yahvé faraón y sacar de Egipto a los israelitas?» 12 Dios le vio que Moisés se acercaba para mirar, le llamó de en respondió: «Yo estaré contigo y ésta será la señal de medio de la zarza: «¡Moisés, Moisés!» Él respondió: que yo te envío: Cuando hayas sacado al pueblo de «Heme aquí.» 5 Le dijo: «No te acerques aquí; quita Egipto daréis culto a Dios en este monte.» las sandalias de tus pies, porque el lugar que pisas es suelo sagrado.» 6 Y añadió: «Yo soy el Dios de tu Revelación del Nombre divino. padre, el Dios de Abrahán, el Dios de Isaac y el Dios de Jacob.» Moisés se cubrió el rostro, porque temía 13 Contestó Moisés a Dios: «Si voy a los israelitas y ver a Dios. les digo: `El Dios de vuestros padres me ha enviado a vosotros'; y ellos me preguntan: `¿Cuál es su Misión de Moisés. nombre?', ¿qué les responderé?» 14 Dijo Dios a Moisés: «Yo soy el que soy.» Y añadió: «Así dirás a 7 Yahvé le dijo: «He visto la aflicción de mi pueblo los israelitas: `Yo soy' me ha enviado a vosotros.» en Egipto, he escuchado el clamor ante sus opresores Explicación Una vez que Moisés ha hecho el camino de abajamiento, después de estar 40 años (¡40 años!) sin ser nadie, sólo un humilde pastor, ahora el Señor le revela su vocación. Ha hecho un camino de despojamiento de todo y está preparado para la llamada del Señor. Dios irrumpe en su vida. La primera disposición es la de descalzarse y postrarse, porque está ante la presencia de Dios. La segunda es la escucha atenta del mensaje divino, que nunca deja indiferente. Y Dios siempre sorprende. Sentido cristológico Cristo siempre tuvo esta disposición de postración y sometimiento a la voluntad del Padre. En sus mañanas y vigilias de oración fue descubriendo cuál era la misión que el Padre quería para Él. De manera singular pasa momentos largos de oración en situaciones especiales de su vida: • Antes de comenzar su vida pública pasa 40 días en el desierto (Mt 4, 1-2). • Para que el Padre le mostrara los nombres de los DOCE APÓSTOLES pasa la noche en oración (Lc 6, 12). • Antes de asumir la Cruz se retira a Getsemaní, a rezar, “como era su costumbre” (Mc 14, 32). • Para realizar muchos milagros antes reza: la multiplicación de los panes, la resurrección de Lázaro, curaciones, etc. 3. LAS “PEGAS” O EXCUSAS DE MOISÉS En total fueron cinco: 1. “¿Quién soy yo para ir al faraón y sacar de Egipto a los israelitas?” (Ex 3, 11). La primera pega es comprobar la propia impotencia. Después de haber sido 4
  5. 5. criado y educado en la corte durante 40 años, donde era “alguien”, un personaje importante, ahora, sin embargo, lleva 40 años “escondido”, sin que nadie se acuerde de él. Dios ha rebajado su soberbia y su orgullo. Moisés no se siente capaz, digno de tal empresa. Pero Dios le responde: “Yo estaré contigo” (Ex 3, 12 ). 2. “Bien, yo me presentará los israelitas (…). Pero si ellos me preguntan cuál es su nombre, ¿qué les responderé?” (Ex 3, 13). Conocer el nombre es la clave, porque el nombre lo es todo en el mundo semita antiguo. Sólo existe lo que tiene nombre, y éste indica la realidad o naturaleza de quien lo lleva. Por el nombre se puede llegar al ser. Y Dios contesta a Moisés. “Yo soy el que soy (YHWH)”. El nombre de Dios (en hebreo Yahweh) significa “Yo soy el que estaré”. El Señor es alguien real, que estará cerca con poder y misericordia. Veamos lo que dice el Catecismo de la Iglesia Católica [203-207]. 203 A su pueblo Israel Dios se reveló dándole a conocer su "Yo soy el que soy" Nombre. El nombre expresa la esencia, la identidad de la persona y el sentido de su vida. Dios tiene un nombre. No Moisés dijo a Dios: Si voy a los hijos de Israel y les digo: es una fuerza anónima. Comunicar su nombre es darse a `El Dios de vuestros padres me ha enviado a vosotros'; conocer a los otros. Es, en cierta manera, comunicarse a sí cuando me pregunten: `¿Cuál es su nombre?', ¿qué les mismo haciéndose accesible, capaz de ser más íntimamente responderé?" Dijo Dios a Moisés: "Yo soy el que soy". Y conocido y de ser invocado personalmente. añadió: "Así dirás a los hijos de Israel: `Yo soy' me ha enviado a vosotros"...Este es ni nombre para siempre, por él 204 Dios se reveló progresivamente y bajo diversos seré invocado de generación en generación" (Ex 3,13-15). nombres a su pueblo, pero la revelación del Nombre Divino, hecha a Moisés en la teofanía de la zarza ardiente, 206 Al revelar su nombre misterioso de YHWH, "Yo soy el en el umbral del Exodo y de la Alianza del Sinaí, demostró que es" o "Yo soy el que soy" o también "Yo soy el que Yo ser la revelación fundamental tanto para la Antigua como soy", Dios dice quién es y con qué nombre se le debe para la Nueva Alianza. llamar. Este Nombre Divino es misterioso como Dios es Misterio. Es a la vez un Nombre revelado y como la El Dios vivo resistencia a tomar un nombre propio, y por esto mismo expresa mejor a Dios como lo que él es, infinitamente por 205 Dios llama a Moisés desde una zarza que arde sin encima de todo lo que podemos comprender o decir: es el consumirse. Dios dice a Moisés: "Yo soy el Dios de tus "Dios escondido" (Is 45,15), su nombre es inefable (cf. Jc padres, el Dios de Abraham, el Dios de Isaac y el Dios de 13,18), y es el Dios que se acerca a los hombres. Jacob" (Ex 3,6). Dios es el Dios de los padres. El que había llamado y guiado a los patriarcas en sus peregrinaciones. Es 207 Al revelar su nombre, Dios revela, al mismo tiempo, su el Dios fiel y compasivo que se acuerda de ellos y de sus fidelidad que es de siempre y para siempre, valedera para el promesas; viene para librar a sus descendientes de la pasado ("Yo soy el Dios de tus padres", Ex 3,6) como para esclavitud. Es el Dios que más allá del espacio y del tiempo el porvenir ("Yo estaré contigo", Ex 3,12). Dios que revela lo puede y lo quiere, y que pondrá en obra toda su su nombre como "Yo soy" se revela como el Dios que está Omnipotencia para este designio. siempre allí, presente junto a su pueblo para salvarlo. 3. “No me creerán, no me escucharán; dirán que no se me ha aparecido el Señor” (Ex 4, 1) Es la excusa de “los demás”. En lugar de mirar a Dios y ver su poder nos paraliza lo que digan, piensen o hagan los demás. Nos importa demasiado lo que piensen de nosotros, la idea que puedan hacerse de nuestra persona. Y Dios puede pasar a un segundo plano. Quizá nuestra sociedad está demasiada centrada en lo que piensan los demás de cada uno. Y así no se puede vivir. O te disfrazas de “alguien” dependiendo de la persona con la que estés. Pero Dios le entrega el bastón prodigioso. Veamos un vídeo también de bastones prodigiosos (http://www.youtube.com/watch?v=Lpgl_jY6Kqg). 4. “Pero, Señor, yo no soy un hombre de palabra fácil. No lo era antes, ni tampoco lo soy desde que tú me hablas; soy tardo en el hablar y torpe de lengua.” Moisés vuelve a mirarse sus propias capacidades. Como si todo dependiera de las aptitudes del sujeto. Dios escoge lo débil del mundo para 5
  6. 6. confundir a los sabios, nos dice san Pablo. La obra de Dios no tiene su fuerza en las capacidades humanas, sino que tiene fuerza porque Dios la sostiene. Nuestras capacidades han de ser puestas al servicio de la obra de Dios, eso sí es verdad. Eso es lo que nos pide Dios. Pero debemos ser conscientes de que el que la realiza no somos nosotros. 5. “¡Ay de mí, envía a cualquier otro!” (Ex 4, 13). A la desesperada Moisés intenta escapar de la llamada de Dios. Y Dios, lejos de desesperar de Moisés le envía a su pariente Aarón, para que le ayude en la tarea. Nuestra vida es la paciencia de Dios para salvarnos. Parece que Moisés, al recibir la ayuda de Aarón, se tranquilizó un poco. Uno solo se ve más indefenso. Con alguien a su lado es más fácil. “Mal de muchos…” Cuestiones a reflexionar -¿Cuál ha sido tu camino de abajamiento? -¿A qué o de qué tienes miedo? -¿Qué pegas le sueles poner a Dios? -¿También le has dicho al Señor “no me escucharán” en el instituto, la universidad, el trabajo, etc.? -¿Qué es lo más “raro” que te ha pedido Dios? -¿Qué es lo más difícil que te ha pedido Dios? (Si crees que Dios no te ha pedido nada a estas alturas es señal de que estás “a por uvas”). -¿Es tu costumbre rezar? ¿Cómo es tu oración? ¿Hablas tú solo o dejas que Dios te pueda decir algo? 6
  7. 7. 2ª Sesión: El paso (PASCUA) del mar Rojo y el desierto • Oración: o Señal de la cruz o Padre nuestro o Ave María o Gloria • Vídeo explicativo: http://www.youtube.com/watch?v=kLROkRg9lw8. (el paso del mar Rojo. Película de Los 10 mandamientos) • Lectura del texto bíblico: (Ex 14, 21-30) 21 Moisés extendió su mano sobre el mar, y Yahvé contra Egipto.» 26 Yahvé dijo a Moisés: «Extiende tu hizo retroceder el mar mediante un fuerte viento del mano sobre el mar, y las aguas retornarán sobre los este que sopló toda la noche; el mar se secó y las egipcios, sus carros y sus jinetes.» 27 Moisés aguas se dividieron. 22 Los israelitas entraron en extendió su mano sobre el mar y, al rayar el alba, el medio del mar, en seco, y las aguas formaban muralla mar volvió a su lugar habitual, de modo que los a derecha e izquierda. 23 Los egipcios los egipcios, en su huida, toparon con él. Así precipitó persiguieron y entraron tras ellos, en medio del mar, Yahvé a los egipcios en medio del mar. 28 Las aguas con todos los caballos del faraón, sus carros y sus retornaron y cubrieron los carros, los jinetes y todo el jinetes. 24 A la vigilia matutina, Yahvé miró desde la ejército del faraón, que había entrado en el mar para columna de fuego y humo hacia el ejército de los perseguirlos; no escapó ni uno siquiera.29 Mas los egipcios, y sembró la confusión en el ejército egipcio. israelitas pasaron en seco, por medio del mar, 25 Enredó las ruedas de sus carros, que a duras penas mientras las aguas formaban muralla a derecha e podían avanzar. Entonces los egipcios dijeron: izquierda.30 Aquel día salvó Yahvé a Israel del poder «Huyamos ante Israel, porque Yahvé pelea por ellos de los egipcios; e Israel vio a los egipcios muertos a orillas del mar. 7
  8. 8. • Breve explicación y sentido cristológico El paso (PASCUA significa “paso”) del mar Rojo a pie “enjuto”, es decir, seco, es el acontecimiento central del Antiguo Testamento. Igual que en el Nuevo el acontecimiento central es la muerte y Resurrección de Cristo, todo el Antiguo Testamento hace memoria de la liberación de Yahweh de la esclavitud de Egipto. Los libros sapienciales, los profetas, los salmos, etc., todos recuerdan la obra salvadora de Dios. De hecho, la Última Cena en la que Jesús instituyó la Eucaristía, era la cena en que los judíos recordaban y celebraban este hecho [CEC 1340]. Jesús la había celebrado durante su vida como buen judío, pero ahora le da un significado nuevo [CEC 613]. La verdadera PASCUA es ahora su muerte y Resurrección. 1340 Al celebrar la última Cena con sus apóstoles 613 La muerte de Cristo es a la vez el sacrificio en el transcurso del banquete pascual, Jesús dio su pascual que lleva a cabo la redención definitiva de sentido definitivo a la pascua judía. En efecto, el los hombres (cf. 1 Co 5, 7; Jn 8, 34-36) por medio paso de Jesús a su Padre por su muerte y su del "cordero que quita el pecado del mundo" (Jn resurrección, la Pascua nueva, es anticipada en la 1, 29; cf. 1 P 1, 19) y el sacrificio de la Nueva Cena y celebrada en la Eucaristía que da Alianza (cf. 1 Co 11, 25) que devuelve al hombre cumplimiento a la pascua judía y anticipa la a la comunión con Dios (cf. Ex 24, 8) pascua final de la Iglesia en la gloria del Reino. reconciliándole con El por "la sangre derramada por muchos para remisión de los pecados" (Mt 26, 28;cf. Lv 16, 15-16). DIOS CUMPLE SU PROMESA. Pero, después de pasar el mar Rojo, los judíos, en vez de tomar el camino más corto hacia la tierra prometida, toman el sendero del desierto, para huir de los egipcios, no fuera que estos, al verse burlados se rearmaran y salieran en busca de los israelitas. Caminar por el desierto supone siempre un sacrificio, un esfuerzo grande. Que Dios nos haya liberado una vez no significa que ya esté todo hecho. Si nos ha liberado podemos caminar alegres, pero el desierto es el desierto, y el recuerdo de la liberación nos hace caminar esperanzados, sabiendo que el Señor no nos libra de la esclavitud para luego hacernos morir en el desierto. Esto al pueblo de Israel le costaba, como nos cuesta también a nosotros. Y clamaba contra Moisés. Dios también pasa por tu vida. En algún momento concreto Dios hace irrupción y se hace presente. Hay que estar atento, porque si no, pasa y no tiene respuesta. Cuestiones a reflexionar -¿Cuál ha sido el paso más significativo del Señor en mi vida? -A veces dudamos de que el Señor pueda cumplir su promesa, como el pueblo de Israel. En concreto en la vocación específica que Dios quiere para cada uno. ¿Es así en tu vida? ¿Dudas de Dios? • Las quejas del pueblo en el desierto: o Ex 16, 2-3 2 Toda la comunidad de los israelitas murmuró contra Egipto cuando nos sentábamos junto a la olla de carne y comíamos pan hasta hartarnos! Nos habéis Moisés y Aarón en el desierto. 3 Decían: «¡Ojalá traído a este desierto para matar de hambre a toda esta hubiéramos muerto a manos de Yahvé en el país de asamblea.» 8
  9. 9. o Ex 17, 3-4 3 Pero el pueblo, sediento, murmuraba de Moisés: ganados?» 4 Entonces Moisés clamó a Yahvé y dijo: «¿Por qué nos has sacado de Egipto para matarnos de «¿Qué puedo hacer con este pueblo? Por poco me sed a nosotros, a nuestros hijos y a nuestros apedrean.» o Nm 20, 1-5 1 Los israelitas, toda la comunidad, llegaron al hubiéramos perecido igual que perecieron nuestros desierto de Sin el mes primero, y todo el pueblo se hermanos delante de Yahvé. 4 ¿Por qué habéis traído quedó en Cades. Allí murió María y allí la enterraron. a la asamblea de Yahvé a este desierto, para que muramos en él nosotros y nuestros ganados? 5 ¿Por 2 No había agua para la comunidad, por lo que se qué nos habéis subido de Egipto, para traernos a este amotinaron contra Moisés y contra Aarón. 3 El lugar pésimo: un lugar donde no hay sembrado, ni pueblo protestó contra Moisés, diciéndole: «Ojalá higuera, ni viña, ni granado, y donde no hay ni agua para beber?» o Nm 21, 4-5 4 Partieron del monte Hor, camino del mar de Suf, Dios y contra Moisés: «¿Por qué nos habéis subido de rodeando el territorio de Edom. El pueblo se Egipto para morir en el desierto? Pues no tenemos ni pan ni agua, y estamos hastiados de ese manjar impacientó por el camino. 5 Y habló el pueblo contra miserable.» • Explicación El pueblo sigue amotinándose contra Moisés. El desierto es duro. Se pasa a veces muy mal. La liberación de la esclavitud no significaba que todo iba a ser un camino “de rosas”. Nos pasa lo mismo a nosotros. La liberación de la esclavitud del pecado no significa que nuestra vida pasa a un estado en el que ni siente uno ni padece. Dios nos libera de lo que nos ata pero no nos suprime el esfuerzo de luchar para no caer otra vez en su servidumbre [CEC 409]. 409 Esta situación dramática del mundo que "todo que, iniciada ya desde el origen del mundo, durará entero yace en poder del maligno" (1 Jn 5,19; cf. 1 P hasta el último día según dice el Señor. Inserto en 5,8), hace de la vida del hombre un combate: esta lucha, el hombre debe combatir continuamente para adherirse al bien, y no sin grandes trabajos, con A través de toda la historia del hombre se extiend e la ayuda de la gracia de Dios, es capaz de lograr la una dura batalla contra los poderes de las tinieblas unidad en sí mismo (GS 37,2). Cuestiones a reflexionar -¿De qué me quejo yo? ¿Hay algo de lo que no me queje? -¿Sé vivir en el desierto? ¿Estoy dispuesto a vivir en el desierto del instituto, de la universidad, del trabajo? -¿Cómo vivo la lucha de cada día contra el pecado? • Moisés tuvo “estrés” en el desierto: (Ex 18, 13-24) 9
  10. 10. 13 Al día siguiente, se sentó Moisés para decidir en contigo. Sé tú el representante del pueblo delante de los asuntos del pueblo; y el pueblo estuvo ante Dios y lleva ante Dios sus asuntos. 20 Instrúyele en Moisés desde la mañana hasta la noche. 14 Al ver el los preceptos y las leyes, enséñale el camino que debe suegro de Moisés todo los que éste hacía por el seguir y las obras que ha de practicar.21 Pero elige de pueblo, le dijo: «¿Qué es lo que haces con el pueblo? entre el pueblo hombres capaces, temerosos de Dios, ¿Por qué te sientas tú solo mientras todo el pueblo hombres honrados e incorruptibles, y ponlos al frente está ante ti desde la mañana hasta la noche?» 15 del pueblo como jefes de mil, de ciento, de cincuenta Contestó Moisés a su suegro: «Es que el pueblo y de diez. 22 Que ellos administren justicia al pueblo acude a mí para consultar a Dios. 16 Cuando tienen en todo momento; a ti te presentarán los asuntos más un pleito, vienen a mí y yo decido entre unos y otros, graves, pero en los asuntos de menor importancia, decidirán ellos.Así aligerarás tu carga, pues ellos la y les enseño los preceptos y las leyes de Dios.» 17 El suegro de Moisés le respondió: «No está bien lo que compartirán contigo. 23 Si haces esto, Dios te comunicará sus órdenes, tú podrás resistir, y todo el estás haciendo. 18 Acabaréis agotándoos tú y el pueblo podrá volver a su casa en paz.» pueblo que te acompaña; la tarea es superior a tus fuerzas; no podrás realizarla tú solo. 19 Así que 24 Moisés siguió el consejo de su suegro e hizo todo escúchame; te voy a dar un consejo y que Dios esté lo que le dijo. • Explicación: Moisés estaba extenuado del trabajo de dirimir los pleitos de los judíos. Dice la Escritura que salieron de Egipto seiscientos mil judíos, sin contar mujeres y niños (cf. Ex 12, 37). Esto generaba muchos conflictos internos que debían ser resueltos por aquél que veía a Dios cara a cara, como un amigo habla con un amigo. Esto produjo “estrés” a Moisés. Su suegro Jetró se dio cuenta de ello, y le hizo la observación que hemos leído. Moisés, que veía a Dios cara a cara no reaccionó con soberbia, sino que vio la voluntad de Dios a través del consejo del padre de su esposa. Esto nos lleva a reflexionar sobre la necesidad del DIRECTOR ESPIRITUAL. Todos necesitamos un director espiritual si queremos crecer en nuestra vida de intimidad con el Señor. Que otro nos conduzca nos hace humildes, nos mueve el corazón a ser dóciles a la voz de Dios. Pensar que uno no tiene necesidad del director espiritual es renunciar a crecer en la vida de Dios. Cuestiones a reflexionar -¿He tenido “estrés” alguna vez? -¿Veo la necesidad de un director espiritual? ¿Con qué frecuencia debería hablar con él? -¿Qué le tengo que contar al director espiritual? ¿Puede ser mi confesor? 10
  11. 11. 3ª SESIÓN. LA LEY [Ex 20, 1-17; Dt 5, 6-22; CEC 2] • Oración: o Señal de la cruz o Padre nuestro o Ave María o Gloria • Vídeo explicativo: o http://www.youtube.com/watch?v=Yd5E9biyGvY, Indiana Jones “En busca del arca perdida”. o http://www.youtube.com/watch?v=a4vlqKUvHpE, Mouline Rouge: “lo más grande que te puede suceder es que ames y seas correspondido”. Introducción o ¿Conoces los 10 mandamientos? ¿Puedes decirlos uno a uno? o ¿Conoces los mandamientos de la Santa Madre Iglesia? ¿Puedes decirlos en su orden? o ¿Tiene que ver algo la ley natural con todo esto? [CEC 2070-2071] 2070 Los diez mandamientos pertenecen a la 2071 Aunque accesibles a la sola razón, los preceptos revelación de Dios. Nos enseñan al mismo tiempo la del Decálogo han sido revelados. Para alcanzar un verdadera humanidad del hombre. Ponen de relieve conocimiento completo y cierto de las exigencias de los deberes esenciales y, por tanto indirectamente, los la ley natural, la humanidad pecadora necesitaba esta derechos fundamentales, inherentes a la naturaleza de revelación: la persona humana. El Decálogo contiene una expresión privilegiada de la ‘ley natural’: En el estado de pecado, una explicación plena de los mandamientos del Decálogo resultó necesaria a causa Desde el comienzo, Dios había puesto en el corazón del oscurecimiento de la luz de la razón y de la de los hombres los preceptos de la ley natural. desviación de la voluntad. (S. Buenaventura, sent. 4, Primeramente se contentó con recordárselos. Esto fue 37, 1, 3). el Decálogo. (S. Ireneo, haer. 4, 15, 1). Conocemos los mandamientos de la ley de Dios por la revelación divina que nos es propuesta en la Iglesia, y por la voz de la conciencia moral. 11
  12. 12. o ¿Dios no tiene otra cosa que hacer que mandarnos leyes que nos fastidien y no nos dejen disfrutar de la vida? ¿Tenemos más trabas los creyentes que los que no son cristianos? • Lectura comparada del texto bíblico: (Ex 20, 1-17; Dt 5, 6-22; los diez mandamientos) LOS DIEZ MANDAMIENTOS 12
  13. 13. Éxodo 20, 2-17 Deuteronomio 5, 6-21 Yo soy el Señor tu Yo soy el Señor, Dios que te ha sacado tu Dios, que te ha sacado del país de Egipto, de Egipto, de la servidumbre. de la casa de servidumbre No habrá para ti otros No habrá para ti otros dioses Amarás a Dios sobre todas las cosas. dioses delante de mí. delante de mí... No te harás escultura ni imagen alguna, ni de lo que hay arriba en los cielos, ni de lo que hay abajo en la tierra. No te postrarás ante ellas ni les darás culto, porque el Señor, tu Dios, soy un Dios celoso, que castigo la iniquidad de los padres en los hijos, hasta la tercera y cuarta generación de los que me odian, y tengo misericordia por millares con los que me aman y guardan mis mandamientos. No tomarás en falso No tomarás en falso No tomarás el nombre del Señor, tu Dios, porque el nombre del Señor el nombre de Dios el Señor no dejará tu Dios... en vano. sin castigo a quien toma su nombre en falso. Recuerda el día del sábado para Guardarás el día del sábado para Santificarás las fiestas. santificarlo. Seis días trabajarás y santificarlo. harás todos tus trabajos, pero el día séptimo es día de descanso para el Señor, tu Dios. No harás ningún trabajo, ni tú, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu siervo, ni tu sierva, ni tu ganado, ni el forastero que habita en tu ciudad. Pues en seis días hizo el Señor el cielo y la tierra, el mar y todo cuanto contienen, y el séptimo descansó, por eso bendijo el Señor el día del sábado. Honra a tu padre y a tu madre para que Honra a tu padre y a tu madre. Honrarás a tu padre y a tu madre. se prolonguen tus días sobre la tierra que el Señor, tu Dios, te va a dar. No matarás. No matarás. No matarás. No cometerás adulterio. No cometerás adulterio. No cometerás actos impuros. No robarás. No robarás. No robarás. No darás falso testimonio contra tu No darás testimonio falso contra tu No dirás falso testimonio ni mentirás prójimo. prójimo. No consentirás pensamientos ni No codiciarás la casa de tu prójimo. No desearás la mujer de tu prójimo. deseos impuros. 13 No codiciarás la mujer de tu prójimo, No codiciarás nada que sea de tu ni su siervo, ni su sierva, ni su buey, ni prójimo. su asno, ni nada quie sea de tu prójimo.
  14. 14. Cuestiones -¿Por qué es tan largo el primer mandamiento en la formulación del Éxodo? -¿Qué significa que Dios es un “Dios celoso”? -¿Por qué “castiga” Dios la iniquidad de los padres en los hijos hasta la tercera o cuarta generación? ¿Qué culpa tienen los hijos? Recuerda la pregunta que le hacen a Jesús sobre el ciego de nacimiento: “¿fue un pecado suyo o de sus padres?” (Jn 9, 2). Aunque parece que Ezequiel había dejado zanjada la cosa: “El que peca es el que morirá. El hijo no cargará con la culpa del padre, ni el padre con la del hijo.” (Ez 18, 20). -¿Dónde guardaban los judíos las tablas de la Ley? Breve explicación Hacemos las cosas por amor. Cuando queremos de verdad a alguien no nos importan los sacrificios que tenemos que hacer por esa persona. Por ejemplo, la madre que cuida de su bebé que está enfermo. Le da igual quedarse sin dormir o sin comer. Lo que le importa es la curación de su hijo. O el chico que sale con una chica. No le importa lo que tiene que hacer para verla. Lo hace cueste lo que cueste por el premio de estar con ella. Y así es Dios con nosotros. Dice una frase de la película Mouline Rouge “lo más grande que te puede suceder es que ames y seas correspondido”. Dios nos ha regalado los mandamientos para nuestra felicidad. Para que descubramos el camino de la verdadera libertad, para que encontremos el modo de corresponder al amor loco de Dios. Su amor lo regala “mil generaciones”, dándonos a entender la misericordia infinita de Dios. Vídeo: Misericordia Eterna. Habla el Catecismo de la Iglesia Católica [CEC 2056, 2057, 2058, 2060, 2061, 2062, 2063] ‘diez palabras’, bien sean formula das como preceptos negativos, prohibiciones, o bien como mandamientos 2056 La palabra ‘Decálogo’ significa literalmente ‘diez positivos (como ‘honra a tu padre y a tu madre’), indican las palabras’ (Ex 34, 28 ; Dt 4, 13; 10, 4). Estas ‘diez palabras’ condiciones de una vida liberada de la esclavitud del pecado. Dios las reveló a su pueblo en la montaña santa. Las escribió El Decálogo es un camino de vida: ‘con su Dedo’ (Ex 31, 18), a diferencia de los otros preceptos escritos por Moisés (cf Dt 31, 9.24). Constituyen Si amas a tu Dios, si sigues sus caminos y guardas sus palabras de Dios en un sentido eminente. Son transmitidas mandamientos, sus preceptos y sus normas, vivirás y te en los libros del Exodo (cf Ex 20, 1-17) y del Deuteronomio multiplicarás (Dt 30, 16). Esta fuerza liberadora del (cf Dt 5, 6-22). Ya en el Antiguo Testamento, los libros Decálogo aparece, por ejemplo, en el mandamiento del santos hablan de las ‘diez palabras’ (cf por ejemplo, Os 4, 2; descanso del sábado, destinado también a los extranjeros y a Jr 7, 9; Ez 18, 5-9); pero su pleno sentido será revelado en la los esclavos: nueva Alianza en Jesucristo. Acuérdate de que fuiste esclavo en el país de Egipto y de 2057 El Decálogo se comprende ante todo cuando se lee en que tu Dios te sacó de allí con mano fuerte y con tenso brazo el con texto del Exodo, que es el gran acontecimiento (Dt 5, 15). liberador de Dios en el centro de la antigua Alianza. Las 14
  15. 15. 2058 Las ‘diez palabras’ resumen y proclaman la ley de mandamientos de Dios, se refiere a la libertad: ‘Yo soy el Dios: ‘Estas palabras dijo el Señor a toda vuestra asamblea, Señor tu Dios, que te sacó de la tierra de Egipto, de la casa en la montaña, de en medio del fuego, la nube y la densa de servidumbre’ (Ex 20, 2; Dt 5, 6) (Orígenes, hom. in Ex. niebla, con voz potente, y nada más añadió. Luego las 8, 1). escribió en dos tablas de piedra y me las entregó a mí’ (Dt 5, 22). Por eso estas dos tablas son llamadas ‘el Testimonio’ 2062 Los mandamientos propiamente dichos vienen en (Ex 25, 169, pues contienen las cláusulas de la Alianza segundo lugar. Expresan las implicaciones de la pertenencia establecida entre Dios y su pueblo. Estas ‘tablas del a Dios instituida por la Alianza. La existencia moral es Testimonio’ (Ex 31, 18; 32, 15; 34, 29) se debían depositar respuesta a la iniciativa amorosa del Señor. Es en el ‘arca’ (Ex 25, 16; 40, 1-2). reconocimiento, homenaje a Dios y culto de acción de gracias. Es cooperación con el designio que Dios se propone 2060 El don de los mandamientos de la ley forma parte de la en la historia. Alianza sellada por Dios con los suyos. Según el libro del Exodo, la revelación de las ‘diez palabras’ es concedida 2063 La alianza y el diálogo entre Dios y el hombre están entre la proposición de la Alianza (cf Ex 19) y su también confirmados por el hecho de que todas las ratificación (cf Ex 24), después que el pueblo se obligaciones se enuncian en primera persona (‘Yo soy el comprometió a ‘hacer’ todo lo que el Señor había dicho y a Señor...’) y están dirigidas a otro sujeto (‘tú’). En todos los ‘obedecerlo’ (Ex 24, 7). El Decálogo no es transmitido sino mandamientos de Dios hay un pronombre personal en tras el recuerdo de la Alianza (‘el Señor, nuestro Dios, singular que designa el destinatario. Al mismo tiempo que a estableció con nosotros una alianza en Horeb’: Dt 5, 2). todo el pueblo, Dios da a conocer su voluntad a cada uno en particular: 2061 Los mandamientos reciben su plena significación en el interior de la Alianza. Según la Escritura, el obrar moral del El Señor prescribió el amor a Dios y enseñó la justicia para hombre adquiere todo su sentido en y por la Alianza. La con el prójimo a fin de que el hombre no fuese ni injusto, ni primera de las ‘diez palabras’ recuerda el amor primero de indigno de Dios. Así, por el Decálogo, Dios preparaba al Dios hacia su pueblo: hombre para ser su amigo y tener un solo corazón con su prójimo... Las palabras del Decálogo persisten también entre Como había habido, en castigo del pecado, paso del paraíso nosotros (cristianos). Lejos de ser abolidas, han recibido de la libertad a la servidumbre de este mundo, por eso la amplificación y desarrollo por el hecho de la venida del primera frase del Decálogo, primera palabra de los Señor en la carne. (S. Ireneo, haer. 4, 16, 3-4). Cuestiones a reflexionar -¿Qué es lo que más te cuesta del Decálogo? -¿Lo vives como una posibilidad de la libertad, como una relación de amor o como un mero conjunto de normas? 15
  16. 16. 4ª SESIÓN. ORACIÓN • Exposición del Santísimo (siempre que se pueda). • Canción: Majestad (u otra similar de adoración) • 1ª Lectura: Ex 3, 1-14 (Moisés y la zarza ardiente) o Breve explicación o Silencio o Canción • 2ª Lectura: Ex 14, 21-30 (el paso –Pascua- del mar Rojo) o Breve explicación o Silencio o Canción • 3ª Lectura: Ex 20, 1-17 (el Decálogo) o Breve explicación o Silencio o Canción • Puesta en común: es deseable que se deje un tiempo para poner en común todo lo reflexionado durante las cuatro sesiones. 16

×