• Share
  • Email
  • Embed
  • Like
  • Save
  • Private Content
Biblioteca pepi 1
 

Biblioteca pepi 1

on

  • 218 views

 

Statistics

Views

Total Views
218
Views on SlideShare
210
Embed Views
8

Actions

Likes
0
Downloads
0
Comments
0

1 Embed 8

http://ticelpilarpmi.blogspot.com.es 8

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Microsoft PowerPoint

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

    Biblioteca pepi 1 Biblioteca pepi 1 Presentation Transcript

    • Para encender la luz, haz clic en el botón CREADO POR PEPI
    • Encender la chimenea, clic en el botón
    • Para leer los poemas, elegir de las estantería el auto haz clic García Lorca Gabriela Mistral Rosalía de Castro MIGUEL HERNANDEZJorge Luis Borges Gustavo Adolfo BécquerAntonio Machado Mario Benedetti
    • Federico García LorcaFED I C G C A LO C ER O AR I RA (Fuente Vaqueros, España, 1898 - Víznar, id., 1936) Poeta y dramaturgo español. Los primeros años de la infancia de Federico García Lorca transcurrieron en el ambiente rural de su pequeño pueblo granadino, para después ir a estudiar a un colegio de Almería. Continuó sus estudios superiores en la Universidad de Granada: estudió filosofía y letras y se licenció en derecho. En la universidad hizo amistad con Manuel de Falla, quien ejerció una gran influencia en él, transmitiéndole su amor por el folclore y lo popular. siguiente
    • SI MIS MANOS PUDIERAN DESHOJAR Yo pronuncio tu nombre en las noches oscuras, cuando vienen los astros ¿Te querré como entonces a beber en la luna alguna vez? ¿Qué culpa y duermen los ramajes tiene mi corazón? de las frondas ocultas. Si la niebla se esfuma, Y yo me siento hueco ¿qué otra pasión me espera? de pasión y de música. ¿Será tranquila y pura? Loco reloj que canta ¡¡Si mis dedos pudieran muertas horas antiguas. deshojar a la luna!! Yo pronuncio tu nombre, en esta noche oscura, y tu nombre me suena más lejano que nunca. Más lejano que todas las estrellasy más doliente que la mansa lluvia. siguiente
    • ALMA AUSENTE Porque, to has muerto para siempre como todos los muertos de la Tierra, No te conoce el toro ni la higuera, como todos los muertos que se olvidan ni caballos ni hormigas de tu casa. en un montón de perros apagados. No te conoce el niño ni la tardeporque te has muerto para siempre. No te conoce nadie. No. Pero yo te canto. Yo canto para luego tu perfil y tu gracia. No te conoce el lomo de la piedra, La madurez insigne de tu conocimiento.ni el rasgo negro donde te destrozas. Tu apetencia de muerte y el gusto de su No te conoce tu recuerdo mudo boca.porque te has muerto para siempre. La tristeza que tuvo tu valiente alegría. El otoño vendrá con caracolas, Tardará mucho tiempo en nacer, si es queuva de niebla y montes agrupados, nace, pero nadie querrá mirar tus ojos un andaluz tan claro, tan rico de aventura.porque to has muerto para siempre. Yo canto su elegancia con palabras que gimen y recuerdo una brisa triste por los olivos. volver
    • ROSALÍA DE CASTRO Nació en Santiago de(1837 – 1885) Compostela. Fue bautizada con los nombres de María Rosalía Rita. hija de padres desconocidos. Muy poco se sabe de su educación. Se sabe que en la escuela mostró talento de versificadora. También le gustaba el dibujo, la música y la declamación. Compuso sus primeros versos a la edad de 12 años. A los 17 años ya era conocida en el "Liceo de San Agustín". por su primer libro; La Flor. y Follas Novas: siguiente
    • MARGARITA Duerme el anciano padre, mientras ella ¡Silencio, los lebreles a la luz de la lámpara nocturna de la jauría maldita! contempla el noble y varonil No despertéis a la implacable fiera semblante que duerme silenciosa en su guarida. que un pesado sueño abruma. ¿No veis que de sus garraspenden gloria y honor, reposo y dicha? Bajo aquella triste frente que los pesares anublan, Prosiguieron aullando los lebreles... deben ir y venir torvas visiones, -Los malos pensamientos homicidas!- negras hijas de la duda. y despertaron la temible fiera...-¡la pasión que en el alma se adormía!- Ella tiembla..., vacila y se Y ¡adiós! en un momento, estremece... ¡adiós gloria y honor, reposo y dicha! ¿De miedo acaso, o de dolor y angustia? Con expresión de lastima infinita, siguiente no sé qué rezos murmura.
    • y el anciano despierto, ella risueña, Plegaria acaso santa, acaso impía, ambos su pena ocultan, trémulo el labio a su pesar pronuncia, y fingen entregarse indiferentes mientras dentro del alma la conciencia a las faenas de su vida oscura. contra las pasiones lucha. III La culpada calló, mas habló el crimen... ¡Batalla ruda y terrible Murió el anciano, y ella, la insensata, librada ante la víctima, que muda siguió quemando incienso en su locura,duerme el sueño intranquilo de los tristes de la torpeza ante las negras aras, a quien ha vuelto el rostro la fortuna! hasta rodar en el profundo abismo, fiel a su mal, de su dolor esclava. Y él sigue en reposo, y ella, que abandona la estancia, entre las ¡Ah! Cuando amaba el bien, ¿cómo así brumas pudo de la noche se pierde, y torna al alba, hacer traición a su virtud sin mancha, ajado el velo..., en su mirar la angustia. malgastar las riquezas de su espíritu, vender su cuerpo, condenar su alma? Carne, tentación, demonio, Es que en medio del vaso corrompido ¡oh!, ¿de cuál de vosotros es la culpa? donde su sed ardiente se apagaba, ¡Silencio...! El día soñoliento asoma de un amor inmortal los leves átomos, por las lejanas alturas, sin mancharse, en la atmósfera volver flotaban.
    • Jorge Luis BorgesJORGE LUIS BORGES (Buenos Aires, 1899 - Ginebra, Suiza, 1986) Escritor argentino. Jorge Luis Borges procedía de una familia de próceres que contribuyeron a la independencia del país. Su antepasado, el coronel Isidro Suárez, había guiado a sus tropas a la victoria en la mítica batalla de Junín; su abuelo Francisco Borges también había acsu primera fábula cuando corría el año 1907: la tituló La visera fatal. A los diez años comenzó ya a publicar, pero esta vez no una composición propia, sino una brillante traducción al castellano de El príncipe feliz de Oscar Wilde.anzado el rango de coronel. siguiente
    • LA LLUVIA UNA ROSA Y MILTON Bruscamente la tarde se ha aclarado Porque ya cae la lluvia minuciosa. De las generaciones de las rosas Cae o cayó. La lluvia es una cosa Que en el fondo del tiempo se han Que sin duda sucede en el pasado. perdido Quiero que una se salve del olvido, Quien la oye caer ha recobrado Una sin marca o signo entre las cosas El tiempo en que la suerte venturosa Le reveló una flor llamada rosa Que fueron. El destino me depara Y el curioso color del colorado. Este don de nombrar por vez primera Esa flor silenciosa, la postrera Esta lluvia que ciega los cristales Rosa que Milton acercó a su cara, Alegrará en perdidos arrabalesLas negras uvas de una parra en cierto Sin verla. Oh tú bermeja o amarilla O blanca rosa de un jardín borrado, Patio que ya no existe. La mojada Deja mágicamente tu pasadoTarde me trae la voz, la voz deseada, De mi padre que vuelve y que no ha Inmemorial y en este verso brilla, muerto. Oro, sangre o marfil o tenebrosa Como en sus manos, invisible rosa siguiente
    • ARTE POÉTICAMirar el río hecho de tiempo y aguaY recordar que el tiempo es otro río, A veces en las tardes una caraSaber que nos perdemos como el río Nos mira desde el fondo de un espejo;Y que los rostros pasan como el agua. El arte debe ser como ese espejo Que nos revela nuestra propia cara.Sentir que la vigilia es otro sueñoQue sueña no soñar y que la muerte Cuentan que Ulises, harto de prodigios,Que teme nuestra carne es esa Lloró de amor al divisar su Itacamuerte Verde y humilde. El arte es esa ItacaDe cada noche, que se llama sueño. De verde eternidad, no de prodigios.Ver en el día o en el año un símboloDe los días del hombre y de sus años, También es como el río interminableConvertir el ultraje de los años Que pasa y queda y es cristal de unEn una música, un rumor y un mismosímbolo, Heráclito inconstante, que es el mismo Y es otro, como el río interminable.Ver en la muerte el sueño, en el ocasoUn triste oro, tal es la poesíaQue es inmortal y pobre. La poesíaVuelve como la aurora y el ocaso. volver
    • Antonio Machado nace en 1875 enANTONIO MACHADO Sevilla, en el Palacio de las Dueñas, en una familia culta y liberal (su abuelo era krausista y su padre un notable folclorista). Se traslada a Madrid a los ocho años donde estudia en el Instituto Escuela. No logró acabar los estudios hasta muy tarde. Vivió una juventud bohemia a la sombra de su hermano Manuel, más conocido, simpático y sociable, e hizo varios viajes a París, a veces con becas de la Institución Libre de Enseñanza siguiente
    • ¿mi Amor? ARDEN TUS OJOS ¿Mi amor?...¿Recuerdas, dime, aquellos juncos tiernos Arde en tus ojos un misterio, lánguidos y amarillos virgen que hay en el cauce seco?... esquiva y compañera. No sé si es odio o es amor la ¿Recuerdas la amapola lumbre que calcinó el verano, inagotable de tu aljaba negra. la amapola marchita, Conmigo irás mientras proyecte negro crespón del campo?... sombra mi cuerpo y quede a mi sandalia ¿Te acuerdas del sol yerto arena. y humilde en la mañana, -¿Eres la sed o el agua en mi que brilla y tiembla roto camino? sobre una fuente helada?... Dime, virgen esquiva y compañera.Antonio Machado siguiente
    • DESNUDA ESTÁ LA TIERRA COLINAS PLATEADAS Desnuda está la tierra, Colinas plateadas, y el alma aúlla al horizonte pálido grises alcores, cárdenas roquedas como loba famélica. Qué buscas, por sonde traza el Duero poeta, en el ocaso? su curva de ballesta Amargo caminar, porque el camino en torno a Soria, oscuros encinares,pesa en el corazón. El viento helado, ariscos pedregales, calvas sierras, y la noche que llega, y la amargura caminos blancos y álamos del río,de la distancia!… En el camino blanco tardes de Soria, mística y guerrera, algunos yertos árboles negrean; hoy siento por vosotros, en el fondo en los montes lejanos del corazón, tristeza. hay oro y sangre… El sol murió… Tristeza que es amor! ¡Campos de Qué buscas, poeta, en el ocaso? Soria, donde parece que las rocas sueñan, conmigo vais! ¡Colinas plateadas, grises alcores, cárdenas roquedas volver
    • (Seudónimo literario de Lucilia Godoy; Vicuña, Chile, 1889 -GABRIELA MISTRAL Nueva York, 1957) Poetisa y educadora chilena. Hija de un maestro de escuela, con dieciséis años Gabriela Mistral decidió dedicarse ella también a la enseñanza; trabajó como profesora de secundaria en su país y como directora de escuela. Gabriela Mistral se dio a conocer en los Juegos Florales de Chile en 1914 con el libro de poemas Los sonetos de la muerte, siguiente
    • AGUA Hay países que yo recuerdo cuando las oigo, sin un silbo, como recuerdo mis infancias. cuando las cruzo, Son países de mar o río, sin mirada. de pastales, de vegas y aguas. Quiero volver a tierras niñas; Aldea mía sobre el Ródano, llévenme a un blando país de rendida en río y en cigarras; aguas. Antillas en palmas Verdi-negras En grandes pastos envejezcaque a medio mar está y me llama; y haga al río fábula y fábula. ¡roca ligare de Porto fino, Tenga una fuente por mi madre mar italiana, mar italiana! y en la siesta salga a buscarla, Me han traído a país sin río, y en jarras baje de una peña tierras-Agar, tierras sin agua; un agua dulce, aguda y áspera. Saras blancas y Saras rojas, Me venza y pare los alientos donde pecaron otras razas, el agua acérrima y helada. de pecado rojo de atridas ¡Rompa mi vaso y al beberla que cuentan gredas tajeadas; me vuelva niñas las entrañas! que no nacieron como un niño con unas carnazones grasas, siguiente
    • AUSENCIA como humedad de tu cuerpo evaporo. Se va de ti mi cuerpo gota a gota. Me voy de ti con vigilia y con sueño, Se va mi cara en un óleo sordo; y en tu recuerdo más fiel ya me borro. se van mis manos en azogue suelto; Y en tu memoria me vuelvo como se van mis pies en dos tiempos de esos polvo. que no nacieron ni en llanos ni en ¡Se te va todo, se nos va todo! sotos. Se va mi voz, que te hacía campana Sangre sería y me fuese en las palmascerrada a cuanto no somos nosotros. de tu labor, y en tu boca de mosto.Se van mis gestos que se devanaban, Tu entraña fuese, y sería quemada en lanzaderas, debajo tus ojos. en marchas tuyas que nunca más Y se te va la mirada que entrega, oigo,cuando te mira, el enebro y el olmo. ¡y en tu pasión que retumba en laMe voy de ti con tus mismos alientos: noche como demencia de mares solos! ¡Se nos va todo, se nos va todo! volver
    • Miguel Hernández Gilabert (Orihuela,MIGUEL HERNANDEZ 30 de octubre de 1910 – Alicante, España, 28 de marzo de 1942) fue un poeta y dramaturgo de especial relevancia en la literatura española del siglo XX. Aunque tradicionalmente se le ha encuadrado en la generación del 36, Miguel Hernández mantuvo una mayor proximidad con la generación anterior hasta el punto de ser considerado por Dámaso Alonso como «genial epígono de la generación del 27». siguiente
    • ¿recuerdas Aquel Cuello, Haces Tu Corazón, Una Naranja Helada... Memoria?? Tu corazón, una naranja helada ¿Recuerdas aquel cuello, haces memoria con un dentro sin luz de dulce miera del privilegio aquel, de aquel aquello y una porosa vista de oro: un fuera que era, almenadamente blanco y bello, venturas prometiendo a la mirada. una almena de nata giratoria? Mi corazón, una febril granada Recuerdo y no recuerdo aquella historia de agrupado rubor y abierta cera, de marfil expirado en un cabello, que sus tiernos collares te ofreciera donde aprendió a ceñir el cisne cuello con una obstinación enamorada. y a vocear la nieve transitoria.¡Ay, qué acometimiento de quebranto Recuerdo y no recuerdo aquel cogollo ir a tu corazón y hallar un hielo de estrangulable hielo femenino de irreductible y pavorosa nieve! como una lacteada y breve vía. Por los alrededores de mi llanto Y recuerdo aquel beso sin apoyo un pañuelo sediento va de vuelo que quedó entre mi boca y el caminocon la esperanza de que en él lo abreve de aquel cuello, aquel beso y aquel día. siguiente Miguel Hernández
    • El Amor Ascendía Dime El amor ascendía entre nosotros como la luna entre las dos palmeras Dime desde allá abajo que nunca se abrazaron. la palabra te quiero. El íntimo rumor de los dos cuerpos ¿Hablas bajo la tierra? hacia el arrullo un oleaje trajo, pero la ronca voz fue atenazada. Hablo con el silencio. Fueron pétreos los labios. ¿Quieres bajo la tierra? El ansia de ceñir movió la carne, esclareció los huesos inflamados, Bajo la tierra quiero pero los brazos al querer tenderseporque hacia donde corras murieron en los brazos. quiere correr mi cuerpo. Pasó el amor, la luna, entre nosotros Ardo desde allí abajo y devoró los cuerpos solitarios.y alumbro tus recuerdos. Y somos dos fantasmas que se buscan Miguel Hernández y se encuentran lejanos. Miguel Hernández volver
    • Gustavo Adolfo Domínguez Bastida; Sevilla, 1836-Madrid, 1870) Poeta español. Hijo y hermano de pintores, quedóGUSTAVO ADOLFO BEQUER huérfano a los diez años y vivió su infancia y su adolescencia en Sevilla, donde estudió humanidades y pintura. En 1854 se trasladó a Madrid, con la intención de hacer carrera literaria. Sin embargo, el éxito no le sonrió; su ambicioso proyecto de escribir una Historia de los templos de España fue un fracaso, y sólo consiguió publicar un tomo, años más tarde. Para poder vivir hubo de dedicarse al periodismo y hacer adaptaciones de obras de teatro extranjero, principalmente del francés, en colaboración con su amigo Luis García Luna, adoptando ambos el seudónimo de «Adolfo García». siguiente
    • ES EL ALBA UNA SOMBRA ES UN SUEÑO LA VIDA de tu sonrisa, pero un sueño febril que dura y un rayo de tus ojos un punto; la luz del día; cuando de él se despierta, pero tu alma se ve que todo es vanidad y es la noche de invierno, humo… negra y helada. ¡Ojalá fuera un sueño muy largo y muy profundo; un sueño que durara hasta la AIRE QUE BESA……………… muerte! Yo soñaría con mi amor y el águila del dolor y la pasión, tuyocruz resignada, alma que perdona… eso soy yo. Serpiente del amor, risa traidora, verdugo del ensueño y de la luz,perfumado puñal, beso enconado… eso eres tú. siguiente
    • FLORES TRONCHADAS MARCHITAS arrastra el viento;en los espacios, tristes gemidos en el puro santuario de su estancia. repite el eco. Pálido como el mármol el semblante; En las nieblas de los pasados, la blonda cabellera destrenzada,en las regiones del pensamiento acariciando sus sedosas ondas,gemidos tristes, marchitas galas sus hombros de alabastro y su son mis recuerdos. garganta, mis ojos la veían, y mis ojos al verla tan hermosa, se turbaban.APOYANDO MI FRENTE CALUROSA Mirábase al espejo; dulcemente sonreía a su bella imagen lánguida, en el frío cristal de la ventana, y sus mudas lisonjas al espejo en el silencio de la oscura noche con un beso dulcísimo pagaba… de su balcón mis ojos no apartaba. Mas la luz se apagó; la visión pura En medio de la sombra misteriosa desvanecióse como sombra vana, su vidriera lucía iluminada, y dormido quedé, dándome celos dejando que mi vista penetrase el cristal que su boca acariciara. volver
    • ●Mario Benedetti● (Paso de los Toros, Uruguay, 1920) Escritor uruguayo. Su obra, integrada básicamente porMARIO BENEDETTI cuentos y novelas cortas, intenta plasmar, con un estilo sencillo y sin complicaciones formales, la realidad de la clase media montevideana, sumida en la rutina y retratada en sus pequeñas mezquindades. Prueba de ello son los relatos recogidos en el volumen Montevideanos (1959) y las novelas La tregua (1960), considerada su mejor obra, y Gracias por el fuego (1965). Así mismo, ha escrito varios volúmenes de poesía, de tono reflexivo y discursivo, y matizada por toques de ironía que la aproximan a su obra en prosa (Poemas de la oficina, 1956, Poemas de hoy por hoy, 1961, etc.). En 1971 publicó la novela El cumpleaños de Juan Ángel, y más tarde ensayos como La realidad y la palabra (1991) y la novela Andamios (1996). En 1999 fue galardonado con el Premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana. siguiente
    • Lo Que Necesito de Ti No sabes cómo necesito tu voz; Medios de Comunicación necesito tus miradasaquellas palabras que siempre me llenaban, No es preciso que sea mensajera necesito tu paz interior; la paloma sencilla en tu ventana necesito la luz de tus labios te informa que el dolor ! Ya no puedo... seguir así ! empieza a columpiarse en el olvido ...Ya... No puedo mi mente no quiere pensar y llego desde mí para decirte no puede pensar nada más que en ti. Necesito la flor de tus manos que están el río el girasol la estrella aquella paciencia de todos tus actos rodando sin apuro con aquella justicia que me inspiras el futuro se acerca a conocerte para lo que siempre fue mi espina mi fuente de vida se ha secado ya lo sabes sin tropos ni bengalas con la fuerza del olvido... la traducción mejor es boca a boca me estoy quemando; en el beso bilingüe aquello que necesito ya lo he encontrado van circulando dulces noticias. pero aún !Te sigo extrañando! Mario Benedetti Mario Benedetti siguiente
    • Tu Espejo Es Un Sagaz Piedritas En La VentanaTu espejo es un sagaz De vez en cuando la alegría te sabe poro a poro tira piedritas contra mi ventana te desarruga el ceño quiere avisarme que esta ahí esperando pero me siento calmo te bienquiere casi diría ecuánime te pule las mejillas voy a guardar la angustia en un escondite te despeina los años y luego a tenderme la cara al techo o te mira a los ojos que es una posición gallarda y cómoda te bienquiere para filtrar noticias y creerlas quien sabe donde quedan mis próximas te depura los gestos huellas te pone la sonrisa ni cuando mi historia va a ser computada quien sabe que consejos voy a inventar aunte transmite confianza y que atajo hallare para no seguirlos te bienquiere esta bien no jugare al desahucio no tatuare el recuerdo con olvidos hasta que sin aviso mucho queda por decir y callarsin pensarlo dos veces y también quedan uvas para llenar la bocase descuelga del clavo esta bien me doy por persuadido te destroza que la alegría no tire mas piedras Mario Benedetti abriré la ventana. volver