• Save
Valores y educación
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×
 

Valores y educación

on

  • 284 views

 

Statistics

Views

Total Views
284
Views on SlideShare
284
Embed Views
0

Actions

Likes
0
Downloads
0
Comments
0

0 Embeds 0

No embeds

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Microsoft Word

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

Valores y educación Valores y educación Document Transcript

  • Valores y Educación (Marlene.fabian@yahoo.com)Del latín, valor-oris el concepto tiene múltiples acepciones recogidas en el diccionariode la Lengua de la RAE, pero para fines del curso vamos a tomarla como la cualidadque poseen algunas realidades, consideradas bienes, por lo cual son estimables. Losvalores tienen polaridad en cuanto son positivos o negativos, y jerarquía en cuanto sonsuperiores o inferiores. Entonces se puede decir que lo estimable es un parámetro muyamplio, poco concreto y, en parte, ambiguo, ya de primeras se advierte que no puedehablarse estrictamente de valor sino de valores y que estos resultan múltiples ydispersos en su contenido y significado.Los valores han estado presentes desde los inicios de la humanidad, pues para loshombres siempre han existido realidades radicalmente valiosas: la verdad, el bien, labelleza la virtud y la felicidad. De modo explícito el tema de los valores en el campo dela filosofía es relativamente reciente, siendo abordado por Nietzche, Scheler, Weber,Rickert etc.Hablar de los valores humanos significa aceptar al hombre como el supremo valor detodas las realidades humanas. Desde esta perspectiva, puesto que los valores se refierensiempre a una excelencia los podemos tomar como citados concretos, valen por símismos y lo demás vale en referencia a ellos, de modo que se da al mismo tiemporelevancia a la Metafísica y a la Antropología. Lo Verdadero, lo Bello y lo Bueno sepresentan de forma absoluta-son objeto de contemplación-y de forma relativa-son objetode uso-.Visto así los valores humanos no responden a la pregunta “y esto ¿para qué vale? Yaque valen por sí mismos; contribuyen a la perfección de una determinada realidad.Ahora bien, por parte del sujeto, valorar significa ser capaz de percibir y de reconocerestimativamente estableciendo una relación entre los valores que adornan una realidad.Esto no supone que los valores sean una relación, sino que la cualidad de valor descansay se apoya en una relación: ens et bonum convertuntur.Reconocer y respetar estas verdades es ver al ser humano como sujeto portador devalores, y al valor como impulso permanente que dinamiza comportamientos, y da unadeterminada orientación a la conducta, al quehacer profesional, a la vida de cadapersona y de cada grupo social. Se habla de valores humanos porque son guía para la
  • vida personal, para los deseos de autorrealización como persona y como individuoperteneciente a la comunidad humana.A lo largo de la historia toda persona, grupo o sociedad se ha planteado qué quiere ser ya dónde quiere llegar. Se ha querido enseñar a toda nueva generación esta cuestión ycómo lograrlo y transmitirlo ha imbuido a los hombres en la ciencia axiológica: vivir essaber elegir, es optar por unos valores u otros; la realización del hombre es valoril; partede que la persona deba alcanzar tendiendo a la perfección.Los valores están íntimamente relacionados con las virtudes humanas y estas sonhábitos operativos buenos-manifiestan lo mejor del hombre: son el perfeccionamientolibre y radical desde la persona misma.Existen diferentes clases de virtudes:-Cardinales: prudencia, justicia, fortaleza y templanza, que son principios de otrascontenidas en ellas.-Morales: Hábitos de obrar bien, independientemente de los preceptos de la ley, por solala bondad de la operación y conformidad con la razón natural.-Teologales: Fe, esperanza y caridad, cuyo objeto directo es Dios. (Santo Tomás deAquino).Para hablar del bien vamos a partir de lo que llamamos “valor”. El alcanza su sentidoespecífico al resaltar aquello que llamamos «ser” o más exactamente “lo que es”.Elvalor sería la característica que tiene ese ser o puede tener y que le confiere unadeterminada significación.Platón distingue entre las características de las afirmaciones que hacemos sobre la cosaconcreta, y aquellas otras que hacemos sobre condiciones esenciales de vigenciauniversal. El valor de las cosas reside exclusivamente en que proporcionen placer yfelicidad. Y es así que ante la felicidad subjetiva desaparece el sentido de valor objetivo(posición hedonista).El hecho que la educación se funda en que el ser humano viene a la vida en situación dedesamparo, y por tanto referido a otro.Hay seres que desde el primer momento son autónomos no es así el caso del niño reciénnacido que necesita cuidados para poder existir, necesita de ayuda para poder llevaradelante su propia organización y para poder encontrar el camino en su entorno. Surgeasí la relación entre el más joven y el más viejo: padre, madre educador, docentes,maestros, etc.Así pues se inicia el proceso educativo el cual no se detiene a lo largo de su vida.
  • El maestro no sólo va a darle prestaciones que le resulten necesarias al educando sinova a establecer una relación multidimensional. Tanto en el aspecto evolutivo anímico yespiritual en general: las capacidades de pensar, de valorar, de tomar posición, dedecidir, de actuar y configurar, de referirse al otro ser humano, etc. El camino de laevolución es muy rico. Suponiendo una vitalidad normal, entra en acción hasta el últimoaliento.La tarea del educador es potenciar el impulso interior incentivando dirigiendo,rectificando al educando.Sabemos que existen limitaciones en los individuos debido a su diversidad y es por elloque el educador debe tener en cuenta dichas limitaciones y establecer relacionessingulares con su pupilo, sin caer en extremos. Educar entonces no solo significaenseñar sino formar, muchos de los que se dedican a enseñar son didactas pero aquí nose trata de ello solamente sino de que el pupilo llegue a ser alguien con el aprendizaje yvalores.La dirección del proceso educativo no va solo de dentro hacia fuera, sino también deafuera hacia dentro; dicho más exactamente, también consiste en que el ser humano endevenir se inserte en el entorno dado.Por ello no solo hablaremos de evolución sino de inserción. La joven vida introduce supropia iniciativa en el orden dado: aprende a respetar, a colaborar, a autoafirmarse, a sersolidario, etc... Es decir a poner en práctica los valores adquiridos.En conclusión:Podemos decir que el proceso educativo cobra un carácter nuevo. Educar significaahora orientar al iniciando en una actitud en la que se dan juntos valores para el riesgoy experiencia, toma de posición propia y enseñabilidad. Tal actitud dispone al jovenpara la originalidad del acontecimiento, para la libertad de la vida, para la amplitud delmundo. Se trata de una tarea educativa que, según parece, raramente se cumple bien.Educar con valores significa llevar al joven a su propia existencia, otorgarle por endeconfianza en si mismo, pero también a hacerle crítico consigo mismo. El debe procedervalientemente en su propia vida, pero también reconocer las posibilidades negativasinsitas en la propia realidad, tomando sobre sí la responsabilidad correspondiente. Debeaceptar las órdenes, pero también aprender a autoafirmarse en su realidad irrepetibleponiendo en práctica la formación y valores de la enseñanza.