Leonardo da vinci

2,061 views
1,917 views

Published on

0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
2,061
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
5
Actions
Shares
0
Downloads
12
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Leonardo da vinci

  1. 1. Leonardo da VinciDe Wikipedia, la enciclopedia libre(Redirigido desde Da Vinci)Saltar a navegación, búsqueda«Leonardo» redirige aquí. Para otras acepciones véase Leonardo (desambiguación).Para otros usos de este término, véase Da Vinci (desambiguación). Leonardo da Vinci Autorretrato Nombre real Leonardo di Ser Piero da Vinci 15 de abril de 1452 Nacimiento Anchiano, Italia 2 de mayo de 1519 (67) Defunción Castillo de Clos-Lucé, Francia Nacionalidad Italiana Movimiento Renacimiento La GiocondaObras destacadas La Última Cena Ludovico Sforza Patrones Francisco I de FranciaLeonardo di Ser Piero da Vinci (Anchiano, Italia, 15 de abril de 1452 – Castillo deClos-Lucé, Francia, 2 de mayo de 1519) fue un arquitecto, escultor, pintor, inventor,músico, ingeniero y el hombre del Renacimiento por excelencia. Humanista de primeralínea, está ampliamente considerado como uno de los más grandes pintores de todos lostiempos y quizá la persona con más variados talentos de la historia.[1]
  2. 2. BiografíaPrimeros años (1452-1470)Leonardo Da Vinci nació el 15 de abril de 1452, en Anchiano, una aldea cerca de laciudad de Vinci en el valle del Arno, dentro de los territorios de Florencia, aunque paraotros nació en Vinci, de ahí su "apellido", antes de que se adoptaran las convenciones denombres actualmente vigentes en Europa, por lo que a su nombre de pila se añadió el desu padre (Ser Piero) y la localidad de nacimiento siendo entonces "Leonardo di SerPiero da Vinci". Sin embargo, Leonardo acostumbraba firmar sus trabajos comoLeonardo o Io, Leonardo (yo Leonardo), es decir, sin emplear el nombre de su padre,lo que induce a pensar que era hijo ilegítimo. Su madre se llamaba Caterina, y el abuelopaterno, Antonio, escribió que: «Nació un nieto mío, hijo de ser Piero mi hijo el día 15de abril en sábado [a las 22.30 horas] [...] Se llama Lionardo. Lo bautizó Piero diBartolomeo da Vinci, en presencia de Papino di Nanni, Meo di Torino, Pier diMalvolto, Monna Lisa di Domenico di Brettone».[2] En el catastro de Vinci, en las notasdel año 1457, se refleja que el llamado Antonio tenía 85 años y vivía en el pueblo deSanta Croce, marido de Lucía, de 64 años, y tenía dos hijos Francesco y Piero, de 30años, casado con Albiera, de 29, y con ellos vivía «Lionardo hijo del dicho ser Piero nolegítimo nacido de él y de Chataria actualmente casada con Achattabriga di Piero delVacca da Vinci, de 5 años».Poco se sabe de sus primeros años, que han sido tema de conjeturas históricas porVasari y otros.[3] Leonardo más tarde sólo hablaría de dos incidentes de su infancia. Unode ellos, que él consideraba como una profecía, fue que un halcón bajó del cielo ysobrevoló su cuna, con las plumas de la cola rozándole el rostro.[4] Desde niño mostróaptitudes para las artes plásticas, principalmente el dibujo, así como la geometría, lamecánica y la música. Poseía una gran capacidad de observación lo que le valió no sóloa su obra artística sino también a otros temas que estudió como la física (principalmentela mecánica), la música o el naturalismo (ahora biología), un gran realismo y unanaturalidad sobresaliente.Parece ser que en el año 1466, Leonardo y su familia marcharon a vivir a Florencia. Elabuelo Antonio murió en el año 1468 y en las actas catastrales de Vinci, Leonardo, quetenía 17 años, resulta ser su heredero, junto con la abuela Lucía, el padre Piero, lamadrina Francesca, y los tíos Francesco y Alessandra. Al año siguiente la familia delpadre, convertido en notario de la Señoría florentina, junto a la del hermano Francesco,que estaba inscrito en el Arte della seta, se domiciliaron en una casa florentina,derribada ya en el siglo XVI, en la actual via dei Gondi.Sus primeros bocetos eran de tal calidad que tan pronto como su padre los mostró alpintor Andrea del Verrocchio, éste tomó al joven de catorce años como aprendiz en sutaller, ya frecuentado por futuros artistas de la talla de Botticelli, Ghirlandaio, Peruginoy Lorenzo di Credi. Así lo dice Vasari, referido al año 1462; no obstante, el ingreso deLeonardo en el taller de Verocchio fue posterior, encontrándosele como aprendiz en esetaller en 1469 ó 1470.En un taller del Quattrocento como el de Verrocchio, los artistas eran consideradossobre todo como artesanos y sólo un maestro como Verrocchio tenía una posiciónsocial. Los productos de un taller incluían escudos de torneo decorados, cofres de dote
  3. 3. pintadas (cassoni), fuentes de bautizo, placas votivas, pequeños retratos, y pinturasdevocionales. Los mayores encargos eran los retablos para iglesias y estatuasconmemorativas. Los contratos más importantes eran los ciclos de frescos para capillas.Como un aprendiz de catorce años, Leonardo habría sido enseñado en todas lasinnumerables habilidades que se empleaban en un taller tradicional.Aunque muchos artesanos se especializaban en tareas tales como la realización demarcos, el dorado o los baños de bronce, Leonardo habría estado expuesto a un amplioconjunto de habilidades técnicas y habría tenido la oportunidad de aprender a hacerproyectos, química, metalurgia, trabajo en metales, enyesado, trabajo en cuero,mecánica y carpintería, así como las habilidades artísticas evidentes del dibujo, lapintura, la escultura y el modelado.Juventud (1471-1481)En la Compañía de los pintores florentinos de San Jesus, Leonardo aparece mencionadopor vez primera en el año 1462.El 8 de abril de 1476 se presentó una denuncia anónima contra diversas personas, porsodomía consumada con el diecisieteañero Jacopo Saltarelli. Aunque había ciertatolerancia hacia la homosexualidad en la Florencia de la época, la pena prevista en estoscasos era severísima, directamente morir quemado. Además de Leonardo, entre losotros acusados estaban Bartolomeo di Pasquino y sobre todo Leonardo Tornabuoni,joven vástago de la potentísima familia florentina de los Tornabuoni, emparentada conlos Médicis. Según algunos estudiosos fue la implicación de este último lo que jugó afavor de los acusados. El 7 de junio, la denuncia se archivó y los imputados fuerontodos absueltos.Más tarde, Leonardo montó su propio taller como escritor independiente en Florencia.El 10 de enero de 1478 recibió el primer encargo público, un retablo para la capilla deSan Bernardo en el Palacio de la Señoría; recibió 25 florines de adelanto, pero no inicióel trabajo, confiado en 1483 a Domenico Ghirlandaio y luego a Filippino Lippi, que loacabó en 1485.Al menos desde el año 1479 ya no vivía con la familia del padre Piero, como resulta deun documento del catastro florentino.En 1480, según el Anónimo Gaddiano, "estaba [...] con Lorenzo el Magnífico y,dándole provisiones, le hacía trabajar en el jardincillo sobre la plaza de San Marcos enFlorencia": la adquisición del terreno por parte de Lorenzo fue aquel año y por lo tanto,Leonardo tuvo que ejecutar trabajos de escultura y restauración.En marzo de 1481 le encargaron la Adoración de los Magos, que no acabó, por partirhacia Milán, quedando la tabla incompleta en casa de su amigo Amerigo Benci, el padrede Ginevra, en el año 1482.En Milán (1482-1500)Para la primavera y el verano de 1482 Leonardo se encontraba en Milán, una de laspocas ciudades en Europa que superaban los 100.000 habitantes, en el centro de una
  4. 4. región populosa y rica. Decidió establecerse en Milán al darse cuenta de que lospotentes señores tenían siempre necesidad de nuevas armas para la guerra interna, yconsideraba que sus proyectos en la materia eran dignos de ser considerados por elducado de Milán, aliado de los Médicis.Leonardo, que según dice Vasari, era un músico de gran talento, creó una lira de plataen forma de cabeza de caballo, con la que Lorenzo de Médicis quedó tan impresionadoque decidió enviarlos a los dos, la lira y su hacedor, a Milán, para asegurar la paz conLudovico el Moro[1]. «Tenía treinta años» - escribe el Anónimo - «cuando el llamadoLorenzo el Magnífico le envió al duque de Milán a presentarse él mismo con AtalanteMigliorati una lira, pues era único en el arte de tocar tal instrumento». Es en Milándonde Leonardo escribió la llamada carta de recomendación a Ludovico el Moro (enrealidad, sintiéndose inseguro sobre su modo de expresarse, la hizo escribir por unllamado "hombre cultivado"), conservada en su Códice Atlántico, describiendo antetodo sus proyectos de aparatos militares, de obras hidráulicas, de arquitectura, y sólo alfinal, de pintura y escultura. El duque se maravilló de todos los conocimientos quedominaba Leonardo: pintura, dibujo, mecánica, ingeniería militar y ciencias naturales.Podía hacer esculturas en mármol, bronce o terracota. También pequeños cañones(bombardas), trazar caminos y construir portones.Virgen de las rocas, detalle, h. 1486, París, LouvreEl 25 de abril de 1483, con los hermanos pintores Evangelista y Giovanni Ambrogio DePredis, por un lado, y Bartolomeo Scorione, prior de la Confraternidad milanesa de laInmaculada Concepción, por otro, estipuló el contrato para un retablo a colocar sobre elaltar de la capilla de la Confraternidad en la iglesia de San Francesco Grande; es elprimer documento relativo a La Virgen de las Rocas, que atestigua su presencia enMilán, huésped de los hermanos De Predis en Porta Ticinese. La elaboración de estecuadro llevó bastante tiempo, implicó un litigio y acabó habiendo dos versiones de laobra.Mientras tanto, en 1485 Ludovico el Moro le había encargado un cuadro para enviarlocomo regalo al rey de Hungría Matías Corvino. En 1487 le pagaron los proyectos parael cimborrio de la catedral de Milán.En los primeros meses del año 1489 se ocupó de las decoraciones, en el CastilloSforzesco, para las bodas de Gian Galeazzo Sforza e Isabel de Aragón, interrumpidas derepente por la muerte de la madre de la esposa, Hipólita de Aragón, y escribe su Libro
  5. 5. titulado de figura humana. Este mismo año debieron empezar los preparativos para unaestatua ecuestre de Francesco Sforza, antepasado de Ludovico el Moro, pues el 22 dejulio Pietro Alamanni comunicó a Lorenzo el Magnífico la demanda de Leonardo deobtener la colaboración de fundidores de bronce florentinos.La Belle Ferronière. El título, la bella esposa de un comerciante de ferretería, es consecuencia de unerror del siglo XVIII que confundió la dama retratada. El fuerte contraste entre el fondo negro y la figuracálidamente iluminada por una luz difusa consigue un gran sentido plástico. 1490–1495, París, Louvre.[5]El 13 de enero de 1490 se reanudaron las fiestas por las bodas Sforza - Aragón, en lascuales, escribe el poeta Bernardo Bellincioni en 1493, «se había fabricado, con el granarte e ingenio del Maestro Leonardo da Vinci florentino, el "Paraíso" con todos lossiete. El 13 de enero de 1490 se reanudaron las fiestas por las bodas Sforza - Aragón, enlas cuales, escribe el poeta Bernardo Bellincioni en 1493, «se había fabricado, con elgran arte e ingenio del Maestro Leonardo da Vinci florentino, el "Paraíso" con todos lossiete planetas que giraban y los planetas estaban representados por hombres»; el 21 dejunio marchó a Pavia junto con Francesco di Giorgio Martini. Es la época en queejecuta una serie de pinturas de caballete como el Retrato de dama, llamado La BelleFerronnière del Louvre.En 1491 tomó a su servicio a Gian Giacomo Caprotti da Oreno, de diez años, llamadoSalaí –diablo, un mote tomado del Morgante de Pulci - a quien Leonardo definió un añomás tarde como "ladrón, embustero, obstinado, glotón", pero al que tratará siempre conindulgencia.Se encargó, en 1492, de los festejos para las bodas de Ludovico el Moro y Beatriz deEste y para las de Ana Sforza y Alfonso I de Este.En 1493, estando en el séquito del cortejo que acompañaba a Alemania a Bianca MariaSforza, esposa del emperador Maximiliano I de Habsburgo, vio el lago de Como, visitóla Valsassina, la Valtellina y el Valchiavenna. El 13 de julio parece haber recibido lavisita de su madre, Caterina.En 1494 ejecutó trabajos de mejora en una finca de los duques cerca de Vigevano.
  6. 6. Inició en 1495 la Última Cena, en el refectorio de Santa Maria delle Grazie y lasdecoraciones de las estancias en el Castillo Sforzesco que interrumpió en 1496. En esteaño, la detallada lista de gastos para una sepultura y funeral sugiere la muerte de sumadre Caterina.En su novella LVIII, Matteo Bandello, que conoció bien a Leonardo, escribe que lo vioa menudo«la mañana temprano subir al andamio, porque la Última Cena estaba un poco en alto;solía desde que salía el Sol hasta la tarde oscurecida no quitarse nunca el pincel de lamano, olvidándose de comer y de beber, pintando continuamente. Después sabía estarsedos, tres o cuatro días, que no pintaba, y aún así se demoraba allí una o dos horas cadadía y solamente contemplaba, consideraba y examinando para sí, sus figuras juzgaba.También lo ví (según que el capricho o antojo le tocase) marcharse a mediodía, cuandoel Sol está en lo alto, a la corte vieja» - sobre el lugar del actual Palazzo Reale - «dondeaquel asombroso Cavallo compuesto de tierra, y venirse derecho a le Grazie: ysubiéndose al andamio tomar el pincel, y dar una o dos pinceladas a una de aquellasfiguras, y luego de repente irse y andar a otro lugar».La última cena es una pintura de 460x880 cm que se encuentra en el comedor de los frailes de SantaMaría de las Gracias en Milán (Italia). El momento representado, después que Jesús les ha dicho uno devosotros me traicionará, muestra las reacciones y consternación de los doce apóstoles. El empleoexperimental de temple y óleo sobre yeso provocó su rápido deterioro.[6]En 1497 el duque de Milán solicitó al artista que concluyera la Última Cena, queterminó, probablemente, a finales de año.En 1498 terminó al decoración de la Sala delle Asse del Castillo Sforzesco. Del 2 deoctubre de ese año es el acta notarial en la que Ludovico el Moro le donó una viña cercadel monasterio de Santa María delle Grazie y San Vittore.En marzo de 1499 consta que estaba en Génova junto a Ludovico, sobre el cual se ceñíala tempestad de la guerra que él mismo había contribuido a provocar; mientrasLudovico estaba en Innsbruck, buscando en vano hacerse aliado del emperadorMaximiliano, Luis XII conquistó Milán el 6 de octubre de 1499. Leonardo se encontróuna mañana con que los arqueros franceses estaban usando su modelo de arcilla a escalareal del caballo de la estatua ecuestre de Francisco Sforza como blanco de práctica parael tiro. El 14 de diciembre Leonardo hizo depositar 600 florines en el Hospital de SantaMaría Nuova de Florencia, que actuaba como banca y abandonó Milán con su asistenteSalaino y el matemático Luca Pacioli.
  7. 7. En Milán, Leonardo había pasado el periodo más largo de su vida, casi 20 años, yvolvió luego por periodos más cortos en años sucesivos. Durante los años milanesesLeonardo mantuvo su propio taller, en el que trabajaron varios aprendices. Muchos delos más prominentes alumnos o seguidores de la pintura de Leonardo lo conocieron enMilán o incluso trabajaron con él, entre los que puede citarse a Bernardino Luini,Giovanni Antonio Boltraffio y Marco dOggiono.[7] Si bien al principio de su estanciadebió tener algunas dificultades con la lengua hablada por el pueblo (en aquellostiempos la lengua italiana como "toscano medio" no existía, todos hablaban sólo eldialecto propio), los expertos encuentran en sus escritos del final de esta época"lombardismos".Leonardo permaneció primero en Vaprio dAdda, cerca de Bérgamo, en la villa delconde Giovan Francesco Melzi.Luego pasó por Mantua, siendo huésped de Isabel de Este, a la que hizo dos retratos acarboncillo. Llegó a Venecia en marzo de 1500. Allí fue empleado como un arquitectomilitar e ingeniero, ideando métodos de defender la ciudad de un ataque naval,previsiblemente de los turcos. Decidió después regresar a Florencia.Regreso a Florencia (1501-1508)Leonardo volvió a Florencia a finales de abril del 1500.Fue a Roma en marzo de 1501. En abril de ese año estaba de nuevo en Florencia, comohuésped de los Servitas en la Santísima Anunciada; aquí dibujó el primer cartón deSanta Ana, la Virgen, el Niño y san Juanito, hoy en Londres; en dos cartas, Isabel deEste pide al carmelita Pietro di Nuvolaria un retrato de Leonardo o, subsidiariamente,"un cuadrito de la Virgen devoto y dulce como es su natural", pero el fraile le respondeque "sus experimentos matemáticos le han distraído tanto de la pintura que no puedesoportar el pincel".Entró al servicio de César Borgia, hijo del papa Alejandro VI, en el año 1502, comoarquitecto e ingeniero, siguiéndolo en las guerras de éste en Romaña; en agosto estuvoen Pavía, e inspeccionó las fortalezas lombardas de César. En Forlì conoció a CaterinaSforza, a la que algunos consideran que pudo ser el modelo de la Gioconda. Tambiénpasó por Cesenático.Desde marzo de 1503 Leonardo se encuentra nuevamente en Florencia, donde, segúnVasari, ejecuta La Gioconda y una Leda hoy perdida. En abril recibió el encargo delfresco de La batalla de Anghiari en el Salón de los Quinientos del Palazzo Vecchio;este mural público se ejecutaría junto con Miguel Ángel, que fue el elegido para ornar lapared opuesta.En julio fue a Pisa, asediada por los florentinos, junto a Gerolamo da Filicaja yAlessandro degli Albizi para estudiar la posibilidad de desviar el río Arno y empantanaralgunas zonas limítrofes con la ciudad y así lograr la capitulación.El 9 de julio de 1504 murió su padre, Piero; Leonardo anotó varias veces este hecho, enaparente agitación: "Miércoles a la hora 7 murió Ser Piero da Vinci, el día 9 de julio de1504, miércoles cerca de la hora 7" y más allá, "El día 9 de julio de 1504 el miércoles a
  8. 8. la hora 7 murió Piero da Vinci notario en el Palacio del Podestà, mi padre, a la hora 7.Tenía 80 años de edad. Dejó 10 hijos masculinos y 2 femeninos". El padre no lo nombróheredero y, contra los hermanos que le oponían la ilegitimidad de su nacimiento,Leonardo busca en vano el reconocimiento de sus razones: después de la causa judicialpor él promovida, sólo el 30 de abril de 1506 se liquida la herencia de Piero da Vinci, dela cual fue excluido Leonardo.Formó parte de la comisión que debía decidir la colocación del David (1505). Se creeque la presencia de Leonardo fue de importancia capital para el cambio de sitio de laescultura, aunque Miguel Ángel estaba disgustado por ello. La batalla de Anghiari leocupó todo un año, recibiendo pagos de la República de Florencia por la obra hastafebrero de 1505.En 1506 dejó Florencia y marchó nuevamente a Milán, comprometiéndose volver alcabo de tres meses, lo que no hizo, prolongándose su estancia en Lombardía más de loprevisto. Milán estaba entonces en manos de Maximiliano Sforza después de quemercenarios suizos expulsasen a los franceses. Tuvo dos estancias en Milán: de junio aoctubre de 1506 y de enero a septiembre de 1507.En este año de 1506 entró a formar parte de la casa de Leonardo Francesco Melzi, jovende quince años, hijo de un aristócrata de Lombardía y que poseía una gran apostura.Después de tempestuosas escenas de celos, Salai aceptó un nuevo arreglo en su relacióncon Leonardo, y los tres llevan a cabo varias giras a través de Italia. Aunque Salai fuesiempre presentado como su discípulo, jamás produjo la más mínima obra. Melzi, encambio, se convirtió en su discípulo y compañero de toda la vida. Viajó a Francia conLeonardo y estuvo con él hasta su muerte.En 1508 está en Florencia, pero después regresa a Milán, ocupándose entre otrosproyectos de una estatua ecuestre en honor de Gian Giacomo Trivulzio - en septiembrede 1508 habitando en la zona de la iglesia de San Babila; obtiene durante casi un añouna provisión de 390 sueldos y 200 francos del rey de Francia.Últimos años (1509-1519)Estudios anatómicos.En el año 1509 hace estudios geológicos de los valles lombardos.
  9. 9. El 28 de abril de 1509 escribe haber resuelto el problema de la cuadratura del ángulocurvilíneo y al año siguiente estudió anatomía con Marcantonio della Torre en launiversidad de Pavía.Partió de Milán con dirección a Roma el 24 de septiembre de 1513, junto con susalumnos Melzi, Salai, un tal Lorenzo y el Fanfoja. Se alojó en el Vaticano, en unestudio del Belvedere, bajo la protección de Juliano II de Médicis, hermano del papaLeón X. En la Ciudad Eterna trabajaban en aquella época pintores como Rafael, queestaba pintando al fresco los apartamentos papales, o Miguel Ángel, del cual estabaseparado por una antigua enemistad; arquitectos como Bramante y Giuliano da Sangallose ocupaban de la construcción de San Pedro. Pero Leonardo no tuvo mucho contactocon estos artistas, pues se dedicó a estudios matemáticos y científicos (mecánica,óptica). También buscó fósiles en el cercano Monte Mario, pero se lamentó conGiuliano que le impidiesen estudiar anatomía en el Hospital del Santo Espíritu. Seocupó del proyecto de desecación de las Lagunas Pontinas - y fue aprobado por el papaLeón X el 14 de diciembre de 1514, pero no fue ejecutado por la muerte tanto deGiuliano como la del papa. También se ocupó de la sistematización del puerto deCivitavecchia.En 1515 Francisco I de Francia volvió a tomar Milán. Leonardo recibió el encargo dehacer un centro de mesa, un león mecánico, para las conversaciones de paz entre el reyfrancés y el papa León X en Bolonia, donde probablemente conoció al rey.En Roma comenzó a trabajar en un viejo proyecto de espejos que campasen los rayos desol para calentar una cisterna de agua. Tuvo, no obstante, dificultades con lostrabajadores alemanes, especialistas en espejos. Se cree que fueron ellos quienes estabandetrás de una carta anónima en la que se le acusaba de brujería. En ausencia de laprotección de Giuliano de Médicis y teniendo en frente una situación preocupante,Leonardo se vio constreñido, una vez más, a marcharse. Esta vez había decididoabandonar Italia. Era anciano, necesitaba tranquilidad y alguien que lo apreciase yayudara.La última noticia de su periodo romano data de agosto de 1516, cuando medía lasdimensiones de la Basílica de san Pablo.En 1517 Francisco I lo invitó a su país, donde en mayo, junto a Melzi y el sirvienteBattista de Vilania, se alojó en el castillo de Clos-Lucé, cerca de Amboise, honrado conel título de premier peintre, architecte, et mecanicien du roi y de una pensión de 5.000escudos. La alta consideración de que gozaba queda demostrada incluso por la visitaque recibió, el 10 de octubre de ese año, del cardenal de Aragón, Antonio de Beatis, yde su séquito; Leonardo le mostró una serie de pinturas que causaron su admiración yque han sido identificadas como la Gioconda, San Juan Bautista y La Virgen, SantaAna y el Niño.Proyectó el palacio real de Romorantin, que Francisco I pretendía erigir para su madreLuisa de Saboya: sería una pequeña ciudad, para la cual previó el desvío de un río quela enriqueciera con agua y fertilizase la campiña vecina. En 1518 participó en lascelebraciones del bautizo del Delfín y de las bodas de Lorenzo de Médicis con unasobrina del rey francés. Ese mismo año Salai abandonó a Leonardo y retornó a Milán,donde más adelante (el 19 de enero de 1524) perecería en un duelo.
  10. 10. Tumba de Leonardo da Vinci, Castillo de Amboise (Francia)Leonardo falleció el 2 de mayo de 1519, en la mansión o castillo de Clos Lucé(Francia). Francisco I se había convertido en un amigo muy cercano. Vasari recoge queel rey sostuvo la cabeza de Leonardo en sus brazos al tiempo que moría, aunque estahistoria, amada por los franceses y representada por Ingres en una pintura romántica,parece más una leyenda que realidad. Vasari también dice que en sus últimos días,Leonardo pidió que un sacerdote recibiera su confesión y le diera la extremaunción.De acuerdo a sus deseos, 60 mendigos siguieron su ataúd. Fue enterrado en la capilla deSaint-Hubert en el Castillo de Amboise. Cincuenta años más tarde, violada su tumba,sus despojos se dispersaron en los desórdenes de las luchas religiosas entre católicos yhugonotes.El 23 de abril Leonardo había redactado su testamento ante el notario GuillermoBoreau. Melzi fue su principal heredero y albacea, pero Salai no fue olvidado: recibió laGioconda y la mitad del viñedo de Leonardo, correspondiéndole la otra mitad alsirviente De Vilanis. A su criada Maturina diez paños y dos ducados; a sus mediohermanos, 400 escudos depositados en Florencia y un poder en Fiesole.Vida personalLeonardo tuvo muchos amigos que fueron figuras destacadas en sus camposrespectivos, o por su influencia en la historia. Entre ellos hay que incluir al matemáticoLuca Pacioli con quien colaboró en un libro en los años 1490 y César Borgia, a cuyoservicio estuvo los años 1502 y 1503. Durante esa época conoció también a NicolásMaquiavelo, con quien más adelante desarrollaría una gran amistad. Entre sus amigosestuvieron Franchinus Gaffurius e Isabel de Este. Isabel fue probablemente su amigafemenina más cercana.Más allá de la amistad, Leonardo fue reservado respecto a su vida privada. Afirmabatambién tener una falta de interés en las relaciones físicas involucradas en laprocreación humana:"el acto de la procreación y todo lo que está relacionado con ella es tan desagradableque los seres humanos se extinguirían pronto si no existieran los rostros hermosos y lasdisposiciones sensuales".[8]
  11. 11. Salai sirvió de modelo para San Juan Bautista, 1508-1513.Parece que no tuvo relaciones íntimas con las mujeres más allá de su amistad con Isabelde Este. Sus relaciones más cercanas fueron sus discípulos Salai y Melzi, habiendoescrito Melzi que los sentimientos de Leonardo hacia él eran amorosos y apasionados.Desde el siglo XVI se ha interpretado que estas relaciones eran de naturalezahomoerótica y desde esa fecha se ha escrito mucho sobre este aspecto (su posiblehomosexualidad) de la vida de Leonardo.[9] Cabe señalar que la experiencia traumáticasufrida en su juventud -el haber sido encarcelado durante dos meses acusado desodomía- pudo haberlo llevardo a ser muy cauteloso con cualquier expresión sincera oindiscreta de su sexualidad.A lo largo de su vida, Leonardo se mantuvo como vegetariano por razones éticasreferentes, al parecer, al respeto a la vida de los animales. El florentino Andila Corsali,que había viajado a la India, dijo«Los habitantes de este país, como nuestro Leonardo, no permiten que se haga daño aninguna criatura viviente».[10]Obra artística
  12. 12. La Gioconda o Mona Lisa. La aplicación de su famosa invención, el sfumato o contorno borroso, en losdos rasgos principales de la expresión, la comisura de los labios y los extremos de los ojos, consigue esaambigüedad en su sonrisa y en su mirada.[11]La admiración hacia Leonardo como científico e inventor es reciente, puesto que a lolargo de cuatrocientos años su enorme fama se debió a sus logros como pintor y a unaspocas obras, que o bien se había autenticado que eran obra suya, o bien se leatribuyeron, pero que en cualquier caso han sido consideradas obras maestras de lapintura.De sus obras, quizás sobreviven 15 pinturas,[12] junto con sus diarios, que contienendibujos, diagramas científicos, y notas. Planeó frecuentemente pinturas grandiosas conmuchos dibujos y esbozos, dejando los proyectos inacabados.Sus pinturas son famosas por una serie de cualidades que han sido muy imitadas porestudiantes y discutidas ampliamente por los aficionados y los críticos: sus técnicasinnovadoras, su detallado conocimiento de anatomía, luz, botánica y geología, su interésen fisionomía y la forma en que los humanos registran emoción. Su gran aportación esel esfumado, artificio pictórico que consiste en prescindir de los contornos netos yprecisos del "Quattrocento" y envolverlo todo en una especie de niebla imprecisa quedifumina los perfiles y produce una impresión de inmersión total en la atmósfera.[13]Prestando atención, se puede percibir en varios cuadros un efecto característico de lapintura de Leonardo: la delicada transición de la luz a la sombra, cuando un tono másclaro se funde con otro más oscuro, como bellos acordes musicales. Leonardo usa lallamada "perspectiva aérea", esto es, representar la sensación de profundidad haciendomenos nítidos los planos del fondo porque las partículas en suspensión que hay en laatmósfera hace que se vean con más nitidez los objetos del primer plano y de unamanera más difuminada lo que queda al fondo. Todas estas características estánpresentes en sus obras más famosas: La Gioconda (Mona Lisa), (actualmente en elmuseo del Louvre de París), La última cena y La Virgen de las Rocas.Primeras obrasLas primeras obras de Leonardo comienzan con el ángel que aparece en primer plano, ala derecha, así como el paisaje, del Bautismo de Jesús (Uffizi). La obra que se atribuyeen su conjunto a Botticini, a Verrocchio y a Botticelli.Del periodo 1474-1476 es el Retrato de mujer de Washington, identificada con GinevraBenci.Dos pinturas parecen datar de su época en el taller de Verrocchio, dos Anunciaciones,ambas siguiendo la colocación tradicional que proviene de las conocidas obras de FraAngélico. Una es pequeña, de 59 centímetros de largo y sólo 14 de alto. Es una predelaque iría en la base de una composición más grande, en este caso un cuadro de Lorenzodi Credi del cual ha quedado separado. María aparta sus ojos y cruza las manos en ungesto que simboliza la sumisión al deseo de Dios. Data aproximadamente de 1478. Laotra Anunciación es una obra mucho más grande, de 217 cm de largo; en ella, María noes en modo alguno sumisa, sino que acepta su destino con confianza.
  13. 13. En 1478, según él mismo escribió, empezó a pintar dos Vírgenes con Niño, creyéndoseque son la Madona Benois y la Virgen del clavel.San JerónimoPinturas de los años 1480En los años 1480, Leonardo recibió tres encargos muy importantes, y comenzó otra obraque tenía una trascendental importancia en términos de composición.Desafortunadamente, dos de las tres nunca se acabaron y la tercera le llevó tanto tiempoque quedó sometida a largas negociaciones sobre su acabado y pago.Una de estas pinturas es la de San Jerónimo (Museos Vaticanos). El sereno diseño deesta composición, los elementos del paisaje, y el drama personal vuelven a aparecer ensu gran obra maestra inacabada, La adoración de los magos, un encargo de los monjesde San Donato a Scopeto. Para esta compleja composición Leonardo realizó numerososdibujos y estudios preparatorios, incluyendo uno detallado en perspectiva lineal de unaarquitectura clásica en ruinas que forma parte del fondo de la escena. Pero en 1482Leonardo marchó a Milán a requerimiento de Lorenzo de Médici para obtener el favorcon Ludovico Sforza y la pintura quedó abandonada. Es un ejemplo de Leonardo comopintor compulsivo que a menudo planeaba grandes obras pictóricas para abandonarlassin terminar.
  14. 14. Virgen de las rocas, Londres.La tercera obra importante de este periodo es La Virgen de las Rocas que fue encargadaen Milán por la Fraternidad de la Inmaculada Concepción. El cuadro, que hizo con laayuda de los hermanos Predi, iba a llenar un retablo complejo y grande, ya construido.Hizo dos versiones del mismo tema, una para la capilla de la Fraternidad y la otra queLeonardo llevó a Francia.De los años 1485-1490 es el Retrato de Cecilia Gallerani conocido como La dama delarmiño, hoy en el Museo Czartoryski de Cracovia.Pinturas de los años 1490La más famosa obra de esta década es La Última Cena, también pintada en Milán.Representa la última cena que compartieron Jesús y sus discípulos antes de su captura ymuerte. Muestra el momento en que Jesús ha dicho "uno de vosotros me traicionará".Véase la pintura en otro lugar de esta página.Cuando acabó, la pintura fue alabada como una obra maestra de diseño ycaracterización. Pero también se denunció que nada más acabarse ya empezaba adesprenderse de la pared. Leonardo, en lugar de usar la fiable técnica del fresco habíaexperimentado con diferentes agentes aglutinadores de la pintura, que fueron afectadospor moho y se escamaron. A pesar de ello, la pintura se ha mantenido como una de lasobras de arte más reproducidas, con innumerables copias realizadas en todo tipo demedios, desde alfombras hasta camafeos.
  15. 15. La Virgen, el Niño Jesús y santa AnaEn este último decenio de siglo realizó importantes pinturas de caballete, como laMadona Litta (1490-1491), cuya atribución a Leonardo es, sin embargo, discutida; elRetrato de un músico (Josquin Des Pres o Franchino Gaffurio, en la PinacotecaAmbrosiana) y el Retrato de dama llamado La Belle Ferronière (1490-1496), hoy en elLouvre.Pinturas de los años 1500Entre las obras de este periodo está el pequeño retrato conocido como la Mona Lisa o laGioconda, la sonriente.En La Virgen, el Niño Jesús y santa Ana la composición de nuevo escoge el tema defiguras en un paisaje. Se remonta al cuadro de San Jerónimo con la figura dispuesta enun ángulo oblicuo. Lo que hace inusual a esta pintura es que hay dos figuras colocadasde forma oblicua, superpuestas. Leonardo muestra en esta obra una serie de rasgos queserían adoptados por los pintores venecianos como Tiziano y Tintoretto, así comoAndrea del Sarto, Pontormo y Correggio.De esta época final es la Leda y el cisne, que hoy sólo se conserva mediante copia.Referencias para esta sección de Leonardos painting: della Chiesa,[14] Wasserman.[15]DibujosLeonardo no fue pintor prolífico, pero sí lo fue como dibujante, manteniendo diariosllenos de pequeños esbozos y detallados dibujos que documentan todo tipo de cosas quellamaran su atención. Además de los diarios, hay muchos estudios de sus pinturas,algunos de los cuales pueden identificarse como preparatorios de algunas obrasconcretas como La adoración de los Magos, La Virgen de las Rocas y La última Cena.
  16. 16. Paisaje del valle del Arno, el dibujo más antiguo de Leonardo, 1473Un estudio para Leda y el Cisne.El 5 de agosto de 1473 Leonardo fecha su primera obra cierta: un Paisaje del valle delArno, que muestra el río, las montañas, el castillo de Montelupo y las granjas quequedan detrás, con gran detalle. Hoy está en los Uffizi.Entre sus famosos dibujos está el Hombre de Vitruvio, un estudio de las proporcionesdel cuerpo humano, la Cabeza de un ángel, para La Virgen de las Rocas del Louvre, unestudio botánico de Estrella de Belén y un gran dibujo (160×100 cm.) en tiza negrasobre papel coloreado de La Virgen, el Niño Jesús, santa Ana y san Juan Bautista en laNational Gallery de Londres. Este dibujo emplea la sutil técnica del sfumato parasombrear, al estilo de la Mona Lisa. Se cree que Leonardo nunca hizo con ello unapintura, siendo lo más parecido La Virgen, el Niño Jesús y santa Ana del Louvre.Otros interesantes dibujos incluyen numerosos estudios de deformidades faciales a losque frecuentemente se les llama "caricaturas" (Cabezas grotescas, h. 1490), cuando unexamen detenido de las proporciones del esqueleto indica que la mayor parte estánbasadas en modelos reales.Hay numerosos estudios del bello joven, Salaino, con sus raros y muy admirados rasgosfaciales, el llamado "perfil griego".[16] A menudo lo representa con disfraces. Se sabeque Leonardo diseñó decorados para cabalgatas, con lo que pueden relacionarse estosdibujos. Otros dibujos, a menudo meticulosos, muestran estudios de drapeados. Unmarcado desarrollo en la habilidad de Leonardo de pintar los ropajes se aprecia en susprimeras obras.Otro dibujo muy reproducido es el dibujo de un ahorcado, Figura dimpiccato, hoy en elMuseo Léon-Bonnat de Bayona: es un esbozo macabro realizado en Florencia en 1479mostrando el cuerpo de Bernado di Bandino Baroncelli, por su intervención en laconspiración de los Pazzi. Con la frialdad de un notario, Leonardo apunta junto aldibujo el tipo y color de las ropas que Baroncelli llevaba cuando murió.[17]
  17. 17. Hacia 1508 realizó el hermoso dibujo femenino conocido como La despeinada.Referencia de esta sección, Popham[18]EsculturaNo ha llegado a nuestros días ninguna de sus esculturas. El proyecto escultórico deLeonardo del que más se sabe es el que de una estatua ecuestre que representara aFrancisco Sforza, padre de Ludovico el Moro. Sobrepasaba en tamaño las otras dosestatuas ecuestres de bronce del Renacimiento: Gattamelata de Donatello en Padua yBartolomeo Colleoni de Verrocchio en Venecia.Leonardo ejecutó en arcilla el modelo, conocido como el "Gran Caballo". Estabaprevisto que fuera una estatua en bronce, de 8 metros de altura, y se alzaría en Milán. Seprepararon 70 toneladas de metal para moldearla. El monumento quedó sin acabardurante varios años, lo que no era inusual en Leonardo. Miguel Ángel dijo queLeonardo no era capaz de fundir la estatua.[4] En 1495 el bronce se usó para fabricarcañones para el Duque en un intento de salvar Milán de los franceses bajo el reinado deCarlos VIII de Francia en 1495.Por iniciativa privada, se construyó en 1999 en Nueva York una estatua construidasegún sus planos que fue donada a la ciudad de Milán, donde se erigió.Notas científicas y técnicasLeonardo no fue un hombre culto al estilo de su época: no aprendió latín y no era elprototipo de humanista, llamándose a sí mismo "hombre sin letras", por lo que eraignorado por los estudiosos contemporáneos. Tampoco dominaba el álgebra, por lo queresulta excesivo considerarlo un matemático. Sin embargo, hoy en día aún sorprendensus trabajos sobre ingeniería, los pájaros, el vuelo y otras áreas que suscitaron suinsaciable curiosidad.Registraba con minuciosidad sus elucubraciones sobre temas técnicos y científicos.Combinaba en ellas perfectamente el arte con la ciencia para representar de la mejormanera posible la materialización de sus ideas. Con cierto afán críptico, como si noquisiera desvelar del todo sus descubrimientos, Leonardo escribía de derecha aizquierda todos sus diarios, utilizando la llamada escritura especular, por ser zurdo, demanera que de no tener costumbre, para poder leer sus escritos, había que utilizar unespejo.Dotado de una aguda capacidad de observación, su aproximación a la ciencia nuncadestacó por sus explicaciones teóricas ni por recurrir a experimentos; en cambio, paracomprender los fenómenos que le interesaban los describía y dibujada hasta sus últimosdetalles; planeando realizar una gran enciclopedia basada en detallados dibujos de todolo conocido.Relativamente pocos de sus diseños fueron construidos o eran posibles en vida delautor.[19]
  18. 18. Hombre de VitruvioEstudios de embriones, hacia 1510-1513, pluma sobre tiza roja, 30,5 cm. × 20 cm., Biblioteca Real,Castillo de WindsorUn diseño para una máquina voladora.Sus detallados estudios de la anatomía son quizá más impresionantes que sus trabajospictóricos. La formación de Leonardo en la anatomía del cuerpo humano comenzódurante su aprendizaje con Andrea del Verrocchio, pues este maestro insistía en quetodos sus alumnos aprendieran anatomía. Como artista, rápidamente se hizo maestro deanatomía topográfica, dibujando muchos estudios de músculos, tendones y otros rasgosanatómicos visibles; igualmente, dibujó el corazón y el sistema vascular, los órganos
  19. 19. sexuales, y otros órganos internos. Hizo uno de los primeros dibujos científicos de unfeto in utero.Como artista de éxito, obtuvo permiso para diseccionar cadáveres humanos en elHospital de Santa Maria Nuova en Florencia y más tarde en hospitales de Milán yRoma. Produjo muchos dibujos anatómicos extremadamente detallados. El ejemplo másdestacado es el Hombre de Vitruvio (h. 1490), estudio de las proporciones humanasbasado en el tratado recién descubierto del arquitecto romano Marco Vitruvio.Estudio anatómico del brazo.De 1510 a 1511 colaboró en sus estudios con el doctor Marcantonio della Torre y juntosprepararon un trabajo teórico sobre la anatomía para la que Leonardo hizo más de 200dibujos. Se publicó sólo en 1680 (161 años después de su muerte) con el título deTratado sobre la pintura.Igualmente estudió y dibujó la anatomía de muchos otros animales. Diseccionó vacas,pájaros, monos, osos, y ranas, comparando en sus dibujos su estructura anatómica con lade los humanos. Hizo también una serie de estudios de caballos.Como artista, Leonardo observó atentamente y documentó los efectos de la edad y de laemoción humana sobre la fisiología, estudiando en particular los efectos de la ira.También dibujó muchos modelos de personas con significativas deformidades faciales osignos de enfermedad.Sus notas contienen dibujos de numerosas innovaciones como diversas máquinas paravolar, incluido un artefacto parecido el helicóptero. El 3 de enero de 1496 ensayó una desus máquinas para volar sin éxito. Estudió o prefiguró armas de fuego, tanques armados,el esnórquel de buceo, el paracaídas, un submarino y un dispositivo con engranajes quese cree era una máquina para calcular.En 1502 Leonardo proyectó un puente de 240 m de luz que formaba parte de unproyecto de construcción para el Sultán Bayaceto II de Constantinopla. La obra jamásse realizó, sin embargo, en 2001, la idea se resucitó para la construcción de un puentemás pequeño en Noruega basado en el diseño de Leonardo.
  20. 20. Además hizo certeras observaciones sobre diversos restos de fósiles.Leonardo nunca publicó o distribuyó los contenidos de sus manuscritos quepermanecieron inéditos hasta el siglo XIX cuando pudieron conocerse suscontribuciones al desarrollo técnico y científico. Por esta razón L. Sprague de Camp leconsidera no como el primer ingeniero moderno, sino como el último de los ingenierosde la antigüedad, haciendo notar que tras la época de Leonardo se formalizó lapublicación de los descubrimientos científicos. Sus contribuciones a otras artes, porejemplo la escultura, y a ciencias como ingeniería, mecánica, física, biología,arquitectura, anatomía, geología y matemáticas fue decisiva. Considera a estas últimascomo la llave de la naturaleza. Aunque su obra conocida en esta especialidad no estáescrita con suficiente rigor ni los resultados obtenidos fueron decisivos en aquelmomento, merece, sin embargo, ser considerado en la historia del pensamientomatemático universal por sus prodigiosas intuiciones, en particular, las de caráctergeométrico. Algunas de ellas se plasmaron en realidades en los siglos posteriores.Leonardo, la "Leyenda"Durante la propia vida de Leonardo su fama era tal que el Rey de Francia se lo llevó asu servicio como un trofeo, y se dice que lo apoyó en su vejez y lo sostuvo en susbrazos mientras moría.[20] La fortuna crítica del pintor fue inmediata, como puede verseen las siguientes citas, de autores del siglo XVI:Castiglione, 1528«...Otro de los primeros pintores del mundo, [Leonardo] desprecia el arte en el que essingularísimo...»[21]"Anonimo Gaddiano"«Fue tan raro y universal que se puede decir que fue engendrado por un milagro de lanaturaleza...»[22]"Vasari ", 1550«Admirable y celestial fue Leonardo […] Quiso la Naturaleza favorecerlo tanto que,allá donde dirigiera su pensamiento, su cerebro y su ánimo mostraban tanta divinidadque no tuvo rival alguno en perfección, buena disposición, vivacidad, bondad, belleza ygracia»[23]"Lomazzo ", 1590«En el dar la luz Leonardo muestra haberse guardado siempre de darla demasiado clara,y así reservarla para mejor lugar, y ha tratado de hacer muy intenso lo oscuro, paralograr los extremos. Y con tal arte ha conseguido en los rostros y cuerpos, que ha hechoverdaderamente admirables, todo lo que puede hacer la naturaleza. Y en esta parte hasido superior a todos, de manera que en una palabra podemos decir que la luz deLeonardo es divina».[24]
  21. 21. La última cena, detalle, 1497, Milán, Santa Maria delle GrazieNumerosos autores posteriores han valorado el genio de Leonardo, como puede verse enel ejemplo de Goethe y Delacroix:«Leonardo se revela grande sobre todo como pintor. Regular y perfectamente formado,parecía, en las comparaciones de la humanidad común, un ejemplar ideal de ésta. Delmismo modo que la claridad y la perspicacia de la vista se reflejan más apropiadamenteen el intelecto, así la claridad y la inteligencia eran propias del artista. No se abandonónunca al último impulso de su propio talento originario e incomparable y, frenando todoimpulso espontáneo y casual, quiso que todo fuese meditado una y otra vez ». Goethe (Italienische Reise, 1816-1829)Leonardo «llega sin errores, sin debilidades, sin exageraciones y casi de un brinco alnaturalismo juicioso y sabio, alejado por igual de la imitación servil y de un ideal hueroy quimérico. ¡Cosa extraña! El más metódico de los hombres, el que, entre los maestrosde su tiempo, más se ocupó de los métodos de ejecución, que los enseñó con tantaprecisión que las obras de sus mejores alumnos se han confundido siempre con lassuyas, este hombre, cuya “manera” es tan característica, no tiene “retórica”. Siempreatento a la naturaleza, consultándola sin tregua, no se imita jamás a sí mismo; el másdocto de los maestros es también el más ingenuo, y ninguno de sus dos émulos, MiguelÁngel y Rafael, merece tanto como él ese elogio ». Delacroix (Journal, 1857-1863)El interés por Leonardo nunca se ha satisfecho. Las multitudes aún hacen cola por versus obras más famosas. Sus dibujos más famosos se divulgan en camisetas, y losescritores actuales, como Vasari en su tiempo, siguen maravillándose de su genio yespeculan sobre su vida privada y, particularmente, sobre lo que alguien tan inteligentepensaba realmente.Legado. Los manuscritos de Leonardo da VinciDespués de la muerte de Leonardo, y al haberlo estipulado así en su testamento, algunoslibros, todos sus cuadernos de notas, dibujos y otros papeles, que reflejaban cabalmentesu obra y pensamiento, quedaron bajo la custodia de su fiel discípulo Francesco Melzi.Melzi, quien, consciente de la magnitud de la obra del maestro, se entregó a la arduatarea de ordenar y catalogar las miles de hojas con anotaciones y dibujos de diversa
  22. 22. índole, escritas por ambas caras, salpicadas de numerosas ideas, dibujos y bocetos.Objetivo que logró satisfactoriamente, en la tranquilidad de su hermosa villa en VapriodAdda, una localidad cerca de Milán, lugar a donde llevó su valiosa herencia, dándoleal legado de su maestro una unidad bastante notable, utilizando para ello, un criteriológico y simple. De lo recopilado, el resultado más coherente y terminado fue su"Tratado de la pintura", cuyo contenido se transcribió, años más tarde, a lo que sellamó el Códice de Urbino, conservado hasta hoy en la biblioteca del Vaticano.Lamentablemente, lo que parecía ya seguro en manos de Melzi, comenzará afragmentarse, lentamente, a partir de su muerte, acaecida en 1570, cuando sus bienes sereparten entre sus 5 hijos. Orazio Melzi, uno de ellos, fue quien se quedó con latotalidad de los cuadernos y papeles ordenados por su padre, pero ignorando el valor deestos y no sabiendo que hacer con ellos, los amontonó en una bodega, dondepermanecieron deteriorándose.En algún momento fueron hallados por Lelio Gavardi, preceptor de la Casa Melzi.Como juzga muy bien la importancia del descubrimiento, piensa en la manera dellevarse parte de este tesoro. Así, al poco tiempo, logra sustraer 13 manuscritos. Con elplan de obtener algún beneficio económico, intenta venderlos a algunos personajesnotables, pero fracasa en varias oportunidades. Ya preocupado, y a causa de laintervención de un tercero, decide devolverlos. De esta forma comienza el ir y venir delos documentos y otros más, a manos de distintos interesados e inescrupulosos que sehabían enterado del importante hallazgo, generándose la ya mencionada y ominosafragmentación, y la inexorable dispersión de lo laboriosamente conseguido porFrancesco Melzi.Los destinos de los manuscritos fueron tomando, con el curso del tiempo y lascircunstancias de la historia, diversos caminos. Hoy los principales manuscritos deLeonardo se encuentran repartidos por varios países. En Europa se distribuyen entreItalia, Francia, Inglaterra y España. Y en el nuevo mundo, podemos hallarlos en EstadosUnidos. En tanto hojas sueltas están aún dispersas en distintos lugares del ViejoContinente.Los Códices

×