• Share
  • Email
  • Embed
  • Like
  • Save
  • Private Content
Como hacerle frente a la tv basura
 

Como hacerle frente a la tv basura

on

  • 381 views

 

Statistics

Views

Total Views
381
Views on SlideShare
379
Embed Views
2

Actions

Likes
0
Downloads
2
Comments
0

1 Embed 2

https://dueduap.blackboard.com 2

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Adobe PDF

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

    Como hacerle frente a la tv basura Como hacerle frente a la tv basura Document Transcript

    • Como hacerle frente a la TV Basura
    • La televisión es una necesidad básica. Al convertirse en algo habitual, seguramente se ha banalizado y haperdido importancia.En un balance, es injusto ignorar los beneficios y las potencialidades que el medio televisivo, sin duda,aporta y tiene. Para empezar, ha democratizado la información y el entretenimiento.Si algo se convierte en imprescindible, lo es y tiene virtudes para serlo.Un medio tan masivo como la televisión contribuye a construir el imaginario colectivo y a formar laopinión pública.Que duda cabe, la televisión ha representado un progreso, lo mismo que el teléfono, la radio o Internet.El problema, tal progreso podría ser más rotundo; el medio tiene virtudes desaprovechadas. Sondeficiencias que deberían corregirse, porque es posible hacerlo.La TV Abierta debe tener espacios para quienes no pueden viajar, ver espectáculos, como la Opera, elcine, los deportes, grandes ciudades, eventos, celebridades, artistas, políticos, civilizaciones, historia,entretenimientos de categoría mundial.Hoy los dueños de los canales, tanto el Estado, como los dueños del retail, las mineras y las mayoresriquezas del país sólo transmiten preferentemente TV Basura a los chilenos, que están ávidos deprogramas con una calidad y excelencia que desapareció este milenio.Además de la televisión pública, tenemos televisión privada, TV regional y TV de pago. Estamos a laspuertas de la TV digital, que, de producirse realmente, multiplicará tanto los canales como las formas dever televisión.Sin embargo, el cambio no ha sido tan grande como se esperaba. La mayor diversidad de oferta, si bien loes desde el punto de vista meramente cuantitativo, no ha conseguido revertir en una pluralidad deopciones realmente satisfactoria y cualitativamente notoria.Estamos construyendo un proceso de decadencia en el campo de la culturaTelebasura no es el género en sí, sino la degradación que se produce en determinados casos…Hoy el que puede pagar, ve las grandes ligas del Fútbol Mundial, tenis ATP, básquetbol NBA, Golf,rugby, disciplinas olímpicas, documentales, estrenos mundiales, noticias, espectáculos y programas decategoría.El resto solo ve TV Abierta chilena, todavía gratuita, cada día de menor excelencia, los programas tienenpresupuestos bajísimos, la compra de derechos de TV basura, como realities donde predomina el morbo,son una verdadera vergüenza.Los parámetros de telebasura • Manipulación de información • Una falta de respeta en cuanto a la intimidad • Uso del dolor humano como espectáculo • Foco en el sexo y la violencia • Trivialización de la prostitución y drogas • Aberración como algo deseable • Desdén hacia las autoridades • El lenguaje obsceno • Fomento de pseudociencia • Prensa del corazón • Nada es ajeno al mercado, y tampoco la industria televisiva. La necesidad de competir por conseguir laporción mayor de la torta publicitaria o el codiciado rating que condiciona la mercancía y tomaprecauciones que no ayudan a la imaginación ni a la creatividad. Mientras la industria no desarrolladirectivos y profesionales de calidad para el medio.La audiencia es la tiranía más exclusiva de la televisión, un medio tan masivo no puede sólo cuantificarlas audiencias para obtener la publicidad que financia la programación. Tampoco se ha conseguido determinar ni delimitar adecuadamente las funciones que ha de cumplir unatelevisión pública. • No tenemos la televisión pública que merece un país moderno y democrático • Carecemos de los mecanismos para velar por que las televisiones, públicas y privadas, hagan un uso responsable de la libertad de expresión, que es su valor más preciado.
    • Es hora de que el país retome las riendas de esta industria y le de un giro de calidad, a través de leyes ynormas que se han relajado con el tiempo, tampoco la llegada de la democracia ha sido un plus paramejorar la tecnología y los contenidos de la TV chilena.La esperanza de que la libre competencia traería consigo una mayor libertad y diversidad definitivamenteno ha resultado en lo absoluto.Los responsables en darnos una TV de Calidad, tanto el Estado, como antes las universidades y ahora losprivados sólo se han preocupado de tener un negocio donde el dinero es el principal motor de la actividad.Origen • La llegada de televisión privada • Mercado abierto • La telerrealidad • La explotación del sexo • La farándula •Mientras tanto el CNTV se dedica sólo a censurar y multar a los canales cuando se extralimitan con susensacionalismo y no es capaz de velar adecuadamente por la calidad de los contenidos..No es la gente precisamente la que pide un Reality, ni un programa de farándula, sino es la oferta la queincita la curiosidad del público y termina atrapándolo.El fracaso ha sido total, en la producción y consumo de productos culturales que son, a fin de cuentas, lospropios de la industria televisiva.En consecuencia, hay que introducir normas y criterios de calidad, de servicio o como quiera que losdenominemos, para que los productos sean dignos y se perfeccionen. Abandonados a sus propias inercias,no sólo no mejoran, sino que degeneran.Es la degeneración de determinadas programaciones, eso que llamamos “telebasura”, y que es unatentación constante, y creciente, de la televisión chilena.Las opciones para el televidente siempre son limitadas. Ni las audiencias ni los sondeos son indicadoresfiables de lo que la gente quiere.Propongo desde este humilde blog algunas medidas que pueden mejorar esta situación. Crear un sistema similar a lo que ocurre con las compras de armas en muchos países incluido Chile,llamado “Offset”En síntesis, es un sistema que busca compensar una relación contractual que se traduce en estrechosvínculos comerciales, técnicos, políticos y de personas, que favorecen el desarrollo de nuevos proyectosde inversión, que de manera aislada serían poco rentables.Acá lo podemos traducir, en una compensación, a través de una constante revisión de programas ydenuncias de la audiencia hacia los canales que produzcan y exhiban programas calificados como TVBasura y sus derivados.Estas compensaciones se plasman en fondos concursables, financiados por los canales que hayan sidocalificados sus programas y transmisiones con contenidos de "TV Basura" o al verificar las acusacioneshechas por los televidentes.Además de exhibirlos en tiempo, días y horas que fueron transmitidos aquellos programas.A través de este mecanismo los canales buscarán por una parte darnos una oferta más atractiva, y por otraampliar sus contenidos, transfiriendo tecnología y creando programas de mayor importancia.Si bien desde esta perspectiva, el "Offset Televisivo" contribuye a “validar la TV Basura” ante losdetractores y la opinión pública, presentándolo como una inversión rentable para el canal. Aquella partedestinada a la inversión, se convierte, dentro de ciertos límites, en un impacto sobre los programas.También podemos agregar como una alternativa el derecho a réplica, que ya existe cuando alguien sesiente menoscabado por algún medio, aunque puede ser muy subjetivo, hay que crear y fortalecer losorganismos que regulan esta industria.Estas compensaciones sirven para estimular a los canales en la producción de programas más costosos,que difícilmente pueden ser realizados en otro escenario. además sirven para equilibrar los contenidos. Sin duda, este mecanismo tiene un proceso que debe consensuarse creando un protocolo para sufuncionamiento y beneficio.Debemos lograr que:
    • 1. Los contenidos televisivos no vulneren los principios básicos que defendemos. No consentir, que la cultura de un país se degrade por causa de un medio que lo impregna todo y sirve de modelo para muchos fines. 2. Saber distinguir entre lo que puede y no puede dar la televisión. No le pidamos peras al olmo. La televisión no sirve para todo ni puede cumplir las funciones que les corresponden a otros medios de comunicación o a otros instrumentos culturales. 3. Lo ineludible más educación para todos y una educación que tenga en cuenta que vivimos en un entorno audiovisual. La cultura no es sólo un bien consumible. El ciudadano es algo más que un consumidor.Leonardo Vera LópezSantiago-Chile. Noviembre 2012BIBLIOGRAFÍA • Heine Lorenzen, Jorge: “Adquisiciones en Defensa” • Johnson, L. Joel: “Sistema de Compensaciones Industriales. Oportunidades y Alcances”. Centro de Estudios Aeronáuticos y del Espacio. Anuario CEADE. Santiago, 1999. • Instructivo Presidencial N° 28, del 27 de noviembre de 2000. • ISDEFE. Gerencia de Cooperación Industrial: “Aspectos de Diseño, negociación y gestión de convenios de Compensación Industrial. (Offset). Santiago, marzo de 2001. • Ministerio de Defensa de España: “15 años de cooperación industrial en el ámbito de la Defensa”. • Navarro Meza, Miguel: “La variable Offset como componente político de los contratos de adquisiciones militares”. Centro de Estudios Aeronáuticos y del Espacio. Anuario CEADE. Santiago, 1999. • Rivas Gómez, Gonzalo: “Definición de Offset es vital para compras militares”. • Rodríguez, Antonio: “La administración de un sistema de Compensaciones Industriales. Una experiencia real”. Seminario organizado por el Centro de Estudios Aeronáuticos y del Espacio. Santiago, 1999. • THYSSENKRUPP: “Concepto para un programa de Offset en el contexto • Martin Brookers (2004),Watching Alone: Social Capital and Public Service Broadcasting, BBC. • Ignacio Ramonet (2000), La golosina visual. Madrid • Giovanni Sartori (1998), Homo videns. Madrid: Taurus. • Thomas Meyer (2002),Media democracy. How the media Colonize Politics, Cambridge: Polity Press • Libro Blanco elaborado por el Consell de l’Audiovisual de Catalunya.
    • Propongo desde este humilde blog algunas medidas que pueden mejorar esta situación. Crear un sistema similar a lo que ocurre con las compras de armas en muchos países incluido Chile,llamado “Offset”En síntesis, es un sistema que busca compensar una relación contractual que se traduce en estrechosvínculos comerciales, técnicos, políticos y de personas, que favorecen el desarrollo de nuevos proyectosde inversión, que de manera aislada serían poco rentables.Acá lo podemos traducir, en una compensación, a través de una constante revisión de programas ydenuncias de la audiencia hacia los canales que produzcan y exhiban programas calificados como TVBasura y sus derivados.Estas compensaciones se plasman en fondos concursables, financiados por los canales que hayan sidocalificados sus programas y transmisiones con contenidos de "TV Basura" o al verificar las acusacioneshechas por los televidentes.Además de exhibirlos en tiempo, días y horas que fueron transmitidos aquellos programas.A través de este mecanismo los canales buscarán por una parte darnos una oferta más atractiva, y por otraampliar sus contenidos, transfiriendo tecnología y creando programas de mayor importancia.Si bien desde esta perspectiva, el "Offset Televisivo" contribuye a “validar la TV Basura” ante losdetractores y la opinión pública, presentándolo como una inversión rentable para el canal. Aquella partedestinada a la inversión, se convierte, dentro de ciertos límites, en un impacto sobre los programas.También podemos agregar como una alternativa el derecho a réplica, que ya existe cuando alguien sesiente menoscabado por algún medio, aunque puede ser muy subjetivo, hay que crear y fortalecer losorganismos que regulan esta industria.Estas compensaciones sirven para estimular a los canales en la producción de programas más costosos,que difícilmente pueden ser realizados en otro escenario. además sirven para equilibrar los contenidos. Sin duda, este mecanismo tiene un proceso que debe consensuarse creando un protocolo para sufuncionamiento y beneficio.Debemos lograr que:
    • 1. Los contenidos televisivos no vulneren los principios básicos que defendemos. No consentir, que la cultura de un país se degrade por causa de un medio que lo impregna todo y sirve de modelo para muchos fines. 2. Saber distinguir entre lo que puede y no puede dar la televisión. No le pidamos peras al olmo. La televisión no sirve para todo ni puede cumplir las funciones que les corresponden a otros medios de comunicación o a otros instrumentos culturales. 3. Lo ineludible más educación para todos y una educación que tenga en cuenta que vivimos en un entorno audiovisual. La cultura no es sólo un bien consumible. El ciudadano es algo más que un consumidor.Leonardo Vera LópezSantiago-Chile. Noviembre 2012