CISA / Comunicación e Información, SA de CV
CONSEJO DE ADMINISTRACIÓN: Presidente, Julio Scherer García; Vicepresidente, V...
Velázquez. Circulación: Mauricio Ramírez, Gisela Mares. Tel. 5636-2064. Pascual Acuña, Fernando
Polo, Andrés Velázquez. Su...
Desde 2001, el gobierno de Vicente Fox, que recién ini-
ciaba su gestión, fue advertido de que el narcotráfico
estaba posi...
explicó que entre los posibles móviles del
crimen estaba el robo. Uno de los dipu-
tados increpó a Chávez y le reclamó por...
país se contabilizaban 6 mil bajas a causa de
los enfrentamientos entre los sicarios de las
organizacionesantagónicasydeés...
información sobre la penetración del nar-
co en los municipios. La PGR le entregó
un amplio diagnóstico, según el cual los...
L
a salvación de este país es “una mo-
vilización social fantástica” que dé
origen a un gobierno incorrupti-
ble. Esa es l...
cender. Sus hombros caen hacia adelante,
cierra los ojos y dice: “Yo tiendo a pensar
que México no tiene solución como Est...
Tras el asesinato de Colosio, “aquí se
reanuda el sistema de complicidades”,
puesto en evidencia por el expresiden-
te Mig...
PATRICIA DÁVILA
E
n Chihuahua las estructuras
del crimen organizado per-
manecen prácticamente into-
cadas. En dos años y ...
Antes del secuestro que sufrió su hermano el jueves 21, la
exprocuradora general de Justicia de Chihuahua, Patricia
Gonzál...
PATRICIA DÁVILA
P
atricia González Rodríguez, ex-
procuradora de Justicia de Chi-
huahua, en entrevista con Proce-
so dise...
ja con un individuo apodado El Papalote o El
Cantinflas.
En las comunidades de Namiquipa, El
Terrero, Casas Coloradas, Colo...
beradas por el Ministerio Público (depen-
diente de la procuraduría estatal) a pesar
de que había elementos de prueba en s...
bueno, pero cuando hay un gran desconoci-
miento de una realidad como la de Ciudad
Juárez, puede pasar un año para conocer...
20 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 201020 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010
F
iltraciones a los medios y con-
trovertidas revelaciones ...
1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 211773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 21
ticiario de Televisa, Joaquín López Dóriga
difundió un vide...
22 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 201022 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010
NARCOTRÁFICO
En el libro Los capos, las
narco-rutas de Méxi...
A
CAYUCAN, VER.- “Yo he tenido
miedo, pero nunca a ese nivel.
Cuando los hombres encapu-
chados me subieron esposa-
do a l...
ubica en la intersección de la carretera cos-
tera del Golfo, la carretera transístmicaAca-
yucan-Veracruz, la autopista C...
De acuerdo con el testimonio del exre-
sidente de la estación, “el doctor Tomás es
quien opera todo. El cubano que se esca...
comenzó el gobierno deVicente Fox y que
han continuado con el de Felipe Calderón.
Tales medidas se expresaron, inicial-
me...
ÁLVARO DELGADO
E
n pleno declive del gobierno
de Felipe Calderón, cuando ya
se inició el proceso sucesorio
de 2012, la sit...
La pugna por dirigir el Partido Acción Nacional –que se
decidirá mediante votación de consejeros el 4 de diciem-
bre– se m...
Que ya regresa…
VERÓNICA ESPINOSA
P
URÍSIMA DE LA BARRANCA,
GTO.- La hacienda de La Barran-
ca, propiedad de Diego Fernán-...
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Prc c-1773
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

Prc c-1773

5,139 views
4,973 views

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
5,139
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
5
Actions
Shares
0
Downloads
12
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Prc c-1773

  1. 1. CISA / Comunicación e Información, SA de CV CONSEJO DE ADMINISTRACIÓN: Presidente, Julio Scherer García; Vicepresidente, Vicente Leñero; Tesorero, Enrique Maza DIRECTOR: Rafael Rodríguez Castañeda SUBDIRECTOR DE INFORMACIÓN: Salvador Corro SUBDIRECTORA DE COMERCIALIZACIÓN: María Scherer Ibarra SUBDIRECTOR DE ADMINISTRACIÓN: Humberto Herrero SUBDIRECTOR DE FINANZAS: Alejandro Rivera ASISTENTE DE LA DIRECCIÓN: María de los Ángeles Morales; ayudante, Marlon Mejía ASISTENTE DE LA SUBDIRECCIÓN DE INFORMACIÓN: Graciela Zepeda COORDINADORA DE FINANZAS DE REDACCIÓN: Beatriz González EDICIÓN Y CORRECCIÓN: Alejandro Pérez, coordinador; Gerardo Albarrán de Alba; Cuauhtémoc Arista, Tomás Domínguez, Sergio Loya, Enrique de Jesús Martínez REPORTEROS: Carlos Acosta, Miguel Cabildo, Jorge Carrasco, Jesusa Cervantes, Patricia Dávila, Gloria Leticia Díaz, Álvaro Delgado, José Gil Olmos, Alejandro Gutiérrez, José Daniel Lizárraga, Raúl Monge, Ricardo Ravelo, Rodrigo Vera, Rosalia Vergara, Jenaro Villamil CORRESPONSALES: Campeche, Rosa Santana; Colima: Pedro Zamora; Chiapas, Isaín Mandujano; Guanajuato: Verónica Espinosa; Guerrero, Ezequiel Flores Contreras; Jalisco, Felipe Cobián; Michoacán, Francisco Castellanos; Nuevo León, Luciano Campos, Arturo Rodríguez; Tabasco: Ar- mando Guzmán; Tamaulipas, Ma. Gabriela Hernández; Veracruz, Regina Martínez INTERNACIONAL: Homero Campa, coordinador; Corresponsales: Buenos Aires: Santiago Igartúa; Madrid: Alejandro Gutiérrez; París: Anne Marie Mergier; Washington: J. Jesús Esquivel CULTURA: Armando Ponce, editor; Judith Amador Tello, Javier Betancourt, Blanca González Rosas, Estela Leñero Franco, Isabel Leñero, Rosario Manzanos, Samuel Máynez Champion, Jorge Munguía Espitia, José Emilio Pacheco, Alberto Paredes, Eduardo Soto Millán, Raquel Tibol, Florence Toussaint, Rafael Vargas, Columba Vértiz de la Fuente; asistente, Niza Rivera Medina; cultura@proceso.com.mx ESPECTÁCULOS: Roberto Ponce, coordinador. espectaculos@proceso.com.mx DEPORTES: Alejandro Caballero, Coordinador; Raúl Ochoa, Beatriz Pereyra FOTOGRAFÍA: Marco Antonio Cruz, Coordinador; Fotógrafos: Germán Canseco, Miguel Dimayuga, Benjamín Flores, Octavio Gómez, Eduardo Miranda; ; asistente, Aurora Trejo; auxiliar, Violeta Melo AUXILIAR DE REDACCIÓN: Ángel Sánchez AYUDANTE DE REDACCIÓN: Damián Vega ANÁLISIS: Colaboradores: John Ackerman, Ariel Dorfman, Sabina Berman, Jesús Cantú,Denise Dresser, Miguel Ángel Granados Chapa, Marta Lamas,Pablo Latapí Sarre, Carlos Monsiváis, Carlos Montemayor, Rafael Segovia, Javier Sicilia, Enrique Semo, Ernesto Villanueva, Jorge Volpi; cartonistas: Gallut, Helguera, Hernández, Naranjo, Rocha CENTRO DE DOCUMENTACIÓN: Rogelio Flores, coordinador; Juan Carlos Baltazar, Lidia García, Leoncio Rosales CORRECCIÓN TIPOGRÁFICA: Jorge González Ramírez, coordinador; Serafín Díaz, Sergio Daniel González, Patricia Posadas DISEÑO: Alejandro Valdés Kuri, coordinador;Fernando Cisneros Larios, Antonio Fouilloux Dávila, Manuel Fouilloux Anaya, Ernesto García Parra COMERCIALIZACIÓN PUBLICIDAD: Ana María Cortés, administradora de ventas; Eva Ángeles, Rubén Báez ejecutivos de cuenta. Tel. 5636-2077 / 2091 / 2062 VENTAS y MERCADOTECNIA: Margarita Carreón, gerente Tel. 56 36 20 63. Lucero García, Norma semanario de información y análisis 24 de octubre de 2010 • No. 1773 Índice Sembradío de mariguana en Sinaloa. Foto portada: Eduardo Miranda NARCOTRÁFICO 6 Los cárteles imponen su ley /Ricardo Ravelo 10 El narco es ya un poder político y un desafío abierto /Gerardo Albarrán de Alba 14 De cómo se perdió Chihuahua... /Patricia Dávila 20 Caso Godoy: Lo juzgan diputados con estigma /Jesusa Cervantes y Francisco Castellanos MIGRACIÓN 24 En el tráfico de cubanos, colusión Zetas-autoridades /Jorge Carrasco Araizaga y Peniley Ramírez Fernández POLÍTICA 28 Ante su elección, un PAN “perverso” y “corrupto” /Álvaro Delgado ECONOMÍA Y FINANZAS 34 Una ley para desmantelar al Estado /Jenaro Villamil TELECOMUNICACIONES 38 “Apagón” al presidente /Jenaro Villamil INTERNACIONAL 42 FRANCIA: El incendio francés /Anne Marie Mergier 46 BRASIL: Las campañas se “fundamentalizan” /Pablo Giuliano 49 CUBA: Nuevos “empresarios”... e impuestos /Juan Balboa ANÁLISIS 52 21 reflexiones sobre la Licitación 21 /Denise Dresser 10 24 20
  2. 2. Velázquez. Circulación: Mauricio Ramírez, Gisela Mares. Tel. 5636-2064. Pascual Acuña, Fernando Polo, Andrés Velázquez. Suscripciones: Cristina Sandoval Tel. 5636-2080. Delfina Cervantes, Luis Coletor, Ulises de León. ATENCIÓN A SUSCRIPTORES (Reparto): Lenin Reyes Tel. 5636-2065. Julio Aguilar, Jonathan García. ADMINISTRACIÓN. RECURSOS HUMANOS: Luz María Pineda, coordinadora SISTEMAS: Jorge Suárez, gerente; Eduardo Alfaro, Betzabé Estrada, Javier Venegas ALMACÉN y PROVEEDURÍA: Mercedes Guerra, coordinadora; Rogelio Valdivia MANTENIMIENTO: Miguel Olvera, Victor Ramírez FINANZAS. CONTABILIDAD: María Concepción Alvarado, Christian Arcos, Rosa Ma. García, Edgar Hernández, Felipe Suárez, Raquel Trejo Tapia COBRANZAS: Sandra Changpo, jefa; Raúl Cruz OFICINASGENERALES:Redacción:Fresas13;Administración:Fresas7,Col.delValle,03100México,DF CONMUTADOR GENERAL: Karina Ureña; 5636-2000 FAX: 5636-2019, Dirección; 5636-2055, Subdirección de Información; 5636-2086, 5636-2028, Redacción. AÑO 33, No. 1773, 24 DE OCTUBRE DE 2010 IMPRESIÓN: Impresora Transcontinental de México; Durazno 1, Col. San José de las Peritas 16010 México DF. DISTRIBUCIÓN: Voceadores DF y Zona Metropolitana: Comunicación Telefónica en Línea, SA de CV. Tel. 5535-0732. Voceadores Puebla, Pue.: Jorge López Morán; Tel. 467-4880. Resto de la República y Locales Cerrados: Publicaciones Citem, SA de CV. Tel. 5366-0000. EDITOR EN JEFE: Raúl Monge; Editores: Miguel Ángel Vázquez, Jorge Pérez, Manuel Robles, Concep- ción Villaverde; asistente: María Elena Ahedo; Tels.: 5636-2087, Fax: 5636-2006 EDITOR: Marco Antonio Cruz; Dirección: www.procesofoto.com.mx Correo electrónico:rednacional@procesofoto.com.mx; Ventas y contrataciones: 5636-2016 y 56362017 EDITOR: Alejandro Caballero; Correo electrónico: acaballero@proceso.com.mx; Juan Pablo Proal, coeditor; Alejandro Saldívar, asistente de contenidos; Tel. 5636-2010 Soporte técnico: Jorge Suárez; Tel. 5636-2106 COORDINADOR: Alejandro Caballero; procesoradio@proceso.com.mx; Tel. 5636-2010 Certificado de licitud de título No. 1885 y licitud de contenido No. 1132, expedidos por la Comisión Calificadora de Publicaciones de Revistas Ilustradas el 8 de septiembre de 1976. Proceso es una Reserva para uso exclusivo otorgada por la Dirección de Reservas del Instituto Nacional del Derecho de Autor en favor de Comunicación e Información, S.A. de C.V., bajo el Número 04-2000-112911074700-102. Registro del S.P.M. CR-DFJ-003-99 / Número ISSN: 1665-9309 Circulación certificada por el Instituto Verificador de Medios Registro No. 105 / 20 Suscripciones DF y zona Metropolitana: Un año, $1,100.00 ; 6 meses, $660.00 ; Guadalajara, Monterrey y Puebla: Un año, $1,200.00 ; 6 meses, $720.00 . Ejemplares atrasados: $40.00 . Servicios informativos y fotográficos: AP, Notimex, Reuters. Prohibida la reproducción parcial o total de cualquier capítulo, fotografía o información publicados sin autoriza- ción expresa de Comunicación e Información, S.A. de C.V., titular de todos los derechos. agencia proceso de información agencia de fotografía 53 Un clásico priista /Helguera 54 Interés Público /Miguel Ángel Granados Chapa 56 Los generales al poder /John M. Ackerman 57 Seguridad, transparencia y derechos humanos /Ernesto Villanueva 58 Fuero militar e impunidad /Jesús Cantú CULTURA 60 Katz y la Revolución Mexicana /Carlos Silva INVENTARIO 63 Alrededor del Edificio Ermita /José Emilio Pacheco 66 Páginas de crítica Arte: Dispendios culturales: La adquisición de obras /Blanca González Rosas Teatro: Reciente estreno de José Sanchis Sinisterra /Estela Leñero Franco Danza: Danza en el FIC /Rosario Manzanos Cine: Año bisiesto /Javier Betancourt Televisión: Televisa: de la ruptura a las nuevas alianzas /Alma Rosa Alva de la Selva ESPECTÁCULOS 70 Ley del PT en apoyo al cine, “positiva, pero…” /Columba Vértiz de la Fuente 72 El impacto de Presunto culpable en Biarritz /Anne Marie Mergier DEPORTES 74 La dolce vita /Luciano Campos Garza 77 Ciudad Juárez: La quimera presidencial /Beatriz Pereyra 80 Palabra de Lector 82 Mono Sapiens /El cinicómetro /Helguera y Hernández 60 42 34 77
  3. 3. Desde 2001, el gobierno de Vicente Fox, que recién ini- ciaba su gestión, fue advertido de que el narcotráfico estaba posicionándose en los municipios, pero sus co- laboradores no hicieron nada. Esa tendencia creció y ahora las bandas del crimen organizado controlan poco más de la mitad de territorio nacional, según revela un estudio reciente divulgado por la Comisión de Desarro- llo Municipal de la Cámara de Senadores. RICARDO RAVELO E n septiembre pasado, un gru- po de legisladores del PRI vi- sitó al procurador general de la República, Arturo Chávez Chávez, para pedirle infor- mación sobre el estado en que se hallaban las investiga- ciones de su correligionario Rodolfo Torre Cantú, el can- didato a la gubernatura de Tamaulipas que fue ejecutado en vísperas de los comicios de julio anterior. El funcionario les mostró videos y les 6 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010
  4. 4. explicó que entre los posibles móviles del crimen estaba el robo. Uno de los dipu- tados increpó a Chávez y le reclamó por qué no había avances en el caso de Torre y cuál era la razón por la cual muchas de las muertes nunca son aclaradas. De acuerdo con un testigo de ese en- cuentro, Chávez escuchó con atención a su interlocutor y le respondió: En el país hay territorios “a los que no puedo entrar… sin el apoyo del Ejército”.Y uno de esos terri- torios es precisamente Tamaulipas; otros son Sinaloa, Guerrero, Chihuahua… La respuesta de Chávez sólo corrobora lo que investigadores y exfuncionarios del gabinete federal vienen diciendo desde ha- ce tiempo: que el Estado mexicano no sólo ha perdido fuerza en cientos de municipios, sino que el crimen organizado disputa el control territorial a las autoridades en más de la mitad de las entidades del país. Y aun cuando un diagnóstico de la Se- cretaría de Desarrollo Social (Sedesol) elaborado en 2001 daba cuenta de los pro- blemas que enfrentaban los funcionarios de esa dependencia para trabajar con los programas sociales en diversos estados del país, ninguna autoridad se ocupó del tema. Las voces de alerta sobre la expansión del narcotráfico en México y el control territorial y político que ejercen los cárteles de la dro- ga en decenas de municipios arreciaron en 2007, a raíz de que el gobierno calderonista emprendió la guerra contra el crimen organi- zadoutilizandoalEjércitocomoinstrumento. “La guerra comenzó tarde, el narco ya controla territorios, promueve y financia candidatos a alcaldes y diputados y man- tiene secuestrada la estructura municipal del país”, dijo entonces Edgardo Busca- glia, profesor visitante y coordinador del Programa Internacional de Justicia y De- sarrollo del Instituto Tecnológico Autóno- mo de México (ITAM). Un año después, en 2008, cuando en el NARCOTRÁFICO 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 7 NARCOTRÁFICO
  5. 5. país se contabilizaban 6 mil bajas a causa de los enfrentamientos entre los sicarios de las organizacionesantagónicasydeéstoscontra lasfuerzasfederales,elentoncesprocurador, Eduardo Medina Mora, advirtió: “El Estado mexicano ha perdido po- testad en buena parte del país, los grupos criminales se han apoderado de territorios y ejercen fuerza y violencia para imponer su voluntad, cobran impuestos a través de las extorsiones y se han convertido en una verdadera amenaza para el Estado.” Las voces de alarma llegaron al extran- jero. El director del Centro de Investiga- ción y Seguridad Nacional (Cisen), Gui- llermo Valdés, declaró en julio de 2008 al diario británico Financial Times que el narcotráfico estaba ya involucrado en las campañas de algunos legisladores. Los cárteles de la droga han cooptado a muchos agentes regionales, integrantes del Poder Judicial y del gobierno federal, quienes brindan protección a los narcotra- ficantes, dijo Valdés. Y agregó: “El Con- greso de la Unión no está exento”. El 30 de agosto pasado, la Comisión de Desarrollo Municipal de la Cámara de Senadores presentó una radiografía so- bre el narcotráfico en México. En sus con- clusiones, los legisladores establecen, por ejemplo, que los capos de la droga contro- lan grandes extensiones territoriales en las que el Estado ya no puede gobernar a tra- vés de sus instituciones. El estudio aporta un dato revelador: las redes del narcotráfico mantienen bajo su control 71% del territorio nacional. Ramón Galindo, presidente de la comi- sión legislativa que elaboró el análisis, ase- gura que “el narco ejerce total hegemonía en 195 municipios y tiene fuertes influen- cias (políticas y económicas) en otras mil 500 demarcaciones”. Admite también que los capos han impuesto su voluntad median- te sobornos y amenazas a la clase política. Elaborado por un grupo de expertos contratados por el Senado de la Repúbli- ca, el documento detalla la forma en que las células de la delincuencia penetraron la es- tructura de los municipios: “En la mayoría de las alcaldías existe una estructura crimi- nal capaz de controlar los negocios del cri- men organizado, el narcomenudeo, el culti- vo y tráfico de drogas y la extorsión”. Feudalización galopante De acuerdo con la radiografía del narco, los municipios son “el eslabón más dé- bil” de la cadena del poder político. Los funcionarios de los ayuntamientos tienen contacto directo y cotidiano con la gente, aun con los presupuestos raquíticos con los que operan, las políticas económicas y sociales erráticas y el desinterés de los gobiernos estatales y federal. “Los cárteles –indica– sí que han sabi- do la fórmula de la ecuación. Han entendi- do que el municipio, al ser el nivel de go- bierno más cercano a la gente, es el que había que echarse a la bolsa particular- mente para las operaciones de narcome- nudeo, una de las fuentes de ingreso más importantes del crimen organizado.” Hoy, las redes criminales cuentan con infraestructura, cooperación política y con el silencio cómplice de las autoridades municipales; además, operan “bajo el res- guardo de la corrupción, con protección política y con apoyo logístico de la poli- cía”, destaca el estudio legislativo. La Comisión de Desarrollo Municipal de la Cámara de Senadores expone tam- bién en el estudio que las autoridades mu- nicipales –alcaldes, síndicos y regidores– se quejan de falta de apoyo e insisten que no quieren ser meras figuras decorativas, menos aun cuando las amenazas que re- ciben son cada vez más frecuentes. En los últimos tres años han sido asesinados 41 funcionarios municipales. En julio de 2006, meses antes de que Felipe Calderón llegara a Los Pinos, tenía Retén narco en Chihuahua 8 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 NARCOTRÁFICO
  6. 6. información sobre la penetración del nar- co en los municipios. La PGR le entregó un amplio diagnóstico, según el cual los capos de la droga controlaban 80 presi- dencias municipales a lo largo del país. A cuatro años de distancia, los territo- rios que el gobierno considera “perdidos” incluyen Nuevo Laredo y Reynosa, en Ta- maulipas; Morelia, Uruapan, Apatzingán, en Michoacán; Culiacán y Guamuchili- to, en Sinaloa; Acapulco y Zihuatanejo, en Guerrero. En esas plazas los sicarios cobran a las empresas el “derecho de pi- so” para que sigan funcionando, e incluso controlan la prostitución. Para el investigador Edgardo Buscaglia, este fenómeno es una feudalización: “En to- dos los países (se da) la infiltración de la de- lincuencia organizada. Primero, mediante re- laciones personales, sobornos o extorsiones a las autoridades; luego crean feudos, cuando el personaje al que financian se transforma en diputado, alcalde o gobernador”. Buscaglia menciona que un grupo de expertos de la ONU realizó una investiga- ción en varios estados de la República en la que se detectó que México está sufrien- do una feudalización, que del ámbito mu- nicipal se está yendo a las gubernaturas. Y alude al caso de Mario Villanueva Madrid, en Quintana Roo, quien fue encarcelado al término de su gestión como gobernador de esa entidad por sus vínculos con el cártel de Juárez. “Su caso no es el único”, comenta el investigador. Define como afganización al proce- so mediante el cual el narco ha penetrado los municipios a lo largo de la administra- ción calderonista, precisamente la que de- claró la guerra a la delincuencia organiza- da y que, hasta ahora, ha dejado alrededor de 30 mil muertes. Autor de innumerables libros y ensayos sobre seguridad nacional, Buscaglia señala que el crimen organizado le ha arrebatado al gobierno 982 bolsones territoriales don- de no hay gobernabilidad, y este caso, dice, es muy similar al que enfrenta Afganistán, en donde no hay autoridad formal del Esta- do, pues la autoridad es el grupo criminal o bien el gobierno municipal que trabaja o forma parte del grupo criminal. “El proceso de afganización, es decir, de ausencia del Estado en esas 982 zonas, se ha ido extendiendo a lo largo de los últimos tres años. En 2007 contabilizábamos solamente 353 municipios; en 2009 eran 650 y ahora son 982”, dice el investigador del ITAM. Los feudos del narco La administración calderonista admite que hay territorios donde el Estado ya perdió potestad. Fue la Sedesol la que de- tectó la penetración del narcotráfico en el ámbito municipal en 2001, una vez que llegó el PAN a Los Pinos con Vicente Fox. Ese año, la dependencia publicó el es- tudio Producción, tráfico de estupefacien- tes y microrregiones prioritarias, en el que advertía sobre la invasión del narco- tráfico en distintas zonas del país, lo que significaba un obstáculo para aterrizar los programas sociales del gobierno federal. De acuerdo con el documento, algunos municipiosdeJalisco,DurangoyNayaritcon población indígena mayoritaria eran lugares con fuerte presencia del narcotráfico tanto en la zona rural como en la actividad política. Para los analistas de la Sedesol, otros feudos del narco eran las zonas de Tierra Caliente y La Montaña, en Guerrero; La Mixteca y Los Chimalapas, en Oaxaca; Las Cañadas y la Zona Selva, en Chiapas; La Huasteca y Zongolica, en Veracruz; La Tarahumara, en Chihuahua, y Las Quebra- das, ubicada entre los estados de Duran- go y Sinaloa, el llamado “triángulo dora- do del narco”. En esas demarcaciones la producción y trasiego de estupefacientes es elevada. La presencia del narco es tan poderosa que durante el sexenio foxista los emplea- dos de la Sedesol tuvieron problemas para desarrollar el programa Contigo, Manos a la Obra. La razón: los capos capturaron a la población con todo y autoridades y aca- pararon los programas de bienestar social. La titular de la Sedesol en el sexenio pasado, Josefina Vázquez Mota, supo des- de el principio que la feudalización era un hecho, aunque lo ocultó. Sin embargo, se- manas antes de abandonar el cargo, la fun- cionaria declaró: “Nosotros hemos detec- tado casi 900 municipios, de acuerdo con los índices de Conapo (Consejo Nacional de Población), de muy alta marginación, y en 80% se revela información de amplias zonas cultivadas con enervantes”. En septiembre de 2008, ante la cúpula de su partido, el propio Calderón declaró que el crimen organizado cuenta con opera- dores en el ámbito político; incluso advirtió sobre el peligro de que algunas campañas sean infiltradas con dinero del narcotráfi- co. “Si digo que esto es un reto para Ac- ción Nacional es porque estoy convencido de que es un reto para todo el sistema polí- tico mexicano” (Proceso 1664). El crecimiento del poder criminal, que ahora controla más de la mitad del territo- rio nacional, llamó la atención de las auto- ridades de Estados Unidos, país que sigue con detalle el desarrollo de la guerra em- prendida por la administración calderonis- ta contra el crimen organizado. El martes 5 de octubre, Bob Killebrew y Jennifer Bernal, del Centro para una Nue- va Seguridad en Estados Unidos (CNAS, por sus siglas en inglés), divulgaron en Wa- shington un reporte que analiza el poder del narcotráfico y del crimen organizado en ge- neral en su lucha contra el Estado, lo que ellos llaman “insurgencia criminal”. Conocedores del fenómeno de la penetración del narcotráfico en municipios yregionesdeMéxico,losanalistassostienen que el país enfrenta una metástasis a causa de la nueva insurgencia criminal organizada. Las redes amenazan a los gobiernos y sociedades civiles del hemisferio occiden- tal y cada vez más a Estados Unidos, dicen Killebrew y Bernal. Ambos sostienen que el narco intenta “debilitar o impedir las fun- ciones del gobierno”. Para ilustrar lo que dicen, mencionan a las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia y las compa- ran con los cárteles mexicanos y con algu- nas redes trasnacionales del crimen. Por su parte, el senador republicano Dick Lugar dijo que la violencia en Méxi- co ha adquirido características de una nar- coinsurreción porque los cárteles intentan limitar el control del gobierno federal en gran parte del territorio nacional. El estudio de Killebrew y Bernal le- vantó polémica en Estados Unidos. En contraste, aquí el gobierno calderonista se niega a reconocer que el de México es un Estado fallido, como lo llama el investiga- dor del ITAM Edgardo Buscaglia. ● Los bolsones territoriales del narco 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 9 ÓscarAlvarado
  7. 7. L a salvación de este país es “una mo- vilización social fantástica” que dé origen a un gobierno incorrupti- ble. Esa es la utopía que por un mo- mento atisba Porfirio Muñoz Ledo. Luego lo vence su propio escepti- cismo: “Yo tiendo a pensar que México no tiene solución como Estado-nación”. A punto de lanzar su nuevo libro, La vía radical para refundar la República (Grijal- bo), apuesta a conjurar la inviabilidad del país mediante la reinvención de la política. Pero la realidad le plantea otros escenarios. El optimista es la transformación de la sociedad mexicana y la emergencia de una nueva generación política, aunque es tam- bién el menos probable: las salidas civiles son lentas, llevan de menos una generación, lamenta. El otro, amenazadoramente cerca, es la internacionalización del conflicto en México y una posible intervención militar de Estados Unidos, o que los halcones de Washington adopten “una política de susti- El narco es ya Un Porfirio Muñoz Ledo cada vez menos capaz de mos- trarse optimista ante la realidad nacional prevé la afga- nización de México, es decir, que se llegue a una com- probación de que el país es de plano ingobernable. En entrevista con Proceso,el diputado federal por el Partido del Trabajo ve venir la internacionalización del “conflic- to”mexicano y hasta una posible intervención militar de Estados Unidos, o bien una sustitución de la autoridad civil por la militar. En cuanto al narcotráfico, asegura: “Ya es un poder político y un desafío abierto”. GERARDO ALBARRÁN DE ALBA tución de la autoridad civil por la autoridad militar” en el país. Para el actual diputado por el Partido del Trabajo –y un ex de casi todo lo que se puede ser en política– la amenaza es real. México no sólo es un Estado fallido, se- cuestrado por los poderes fácticos, sino que el narco “es la prueba plena de la pu- trefacción del Estado” que se da en todos los órdenes, a partir de que el presidente Miguel de la Madrid (1982-1988) fue do- blegado desde Washington para “librar en territorio mexicano una guerra estaduni- dense”, que costó la vida de Luis Donaldo Colosio, candidato priista a la Presidencia en 1994, y que hoy “es el reflejo de la au- sencia del Estado nacional”. La nueva batalla de Muñoz Ledo no es intemporal. Es en el marco de la sucesión presidencial de 2012. Pero sin un cam- bio de fondo de las condiciones políticas del país, con apoyo de la ciudadanía, “yo no apuesto mayormente por el futuro de México”. En una serie de ensayos y artículos en- garzados cronológicamente entre la ilegi- timidad de los mandatos de Carlos Sali- nas de Gortari y Felipe Calderón Hinojosa, producto de los fraudes electorales de 1988 y 2006, Muñoz Ledo documenta la inviabi- lidad del país. Pese al provocador título del libro (“no quiero desilusionar a nadie”), su propues- ta no considera la vía armada, que ve can- celada en México. En cambio, pasa por la exaltación de la política y su naturaleza opuesta al mercado, ligada a la Constitu- ción y a la democracia. A fin de cuentas, insiste en la reforma del Estado evadida en las administraciones panistas, en replan- tear el sistema de representación y en de- volver el poder a la ciudadanía. Es su vie- ja idea de la nueva República. En su libro, Muñoz Ledo analiza el pro- ceso electoral de 2006 (“que no es necesa- riamente dogmático”), las consecuencias de la ilegitimidad de un gobierno de mino- ría sostenido con pulmones artificiales (“su alianza subterránea con el PRI y su depen- dencia con los poderes de facto”) y su pro- puesta de revocación de mandato de Calde- rón (“que me valió tantas injurias, ataques y amenazas”). La vía radical concatena otros temas, como el Estado fallido, el debate sobre el petróleo en México, la política exterior de la actual administración y la crisis de la iz- quierda. La conclusión es que “no hay otra solución que no sea radical” ante lo que él llama “el nivel de corrupción, de degrada- ción moral de la sociedad, la pérdida de autoridad del Estado y la entrega total del país a un proceso de acumulación global, que no le dan viabilidad a México”. Las opciones, los descartes… La entrevista apenas comienza y el políti- co de 77 años luce cansado. Por un instan- te calla, el cigarro en la mano, aún sin en- un poderpolítico y un desafío abierto 10 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010
  8. 8. cender. Sus hombros caen hacia adelante, cierra los ojos y dice: “Yo tiendo a pensar que México no tiene solución como Esta- do-nación”. –Así planteado, parece que no se pue- de hacer desde la política... Muñoz Ledo se yergue para comentar: –Ese es el tema. Qué es la política y si se puede hacer desde la política. Te lo voy a decir de un modo brutal: en el imaginario colectivo de este país, lo digan o lo oculten, flotaba la analogía 1810-1910-2010. Precisamente, la propuesta de revoca- ción de mandato de Calderón que Muñoz Ledo promovió durante 2008 y 2009 bus- caba una salida a esa amenaza simbólica: un presidente interino de consenso nacio- nal que evitara una gran confrontación na- cional. No ocurrió ni lo uno ni lo otro. “Una de las tragedias de México es que también tiene obturada la vía revoluciona- ria”. Apela a la historia: no hay revolucio- nes triunfantes en el mundo desde 1979, tras la caída del Sha de Irán y de Anasta- sio Somoza en Nicaragua. “A partir de ahí, todo ha sido transiciones, del monolitismo al pluralismo, de la dictadura a la democra- cia”. Incluso las transiciones violentas al fi- nal pasaron por las urnas, apunta. –Nos deja sólo la guerra civil… –La guerra civil en México no es ni deseable ni posible. No sólo por el ante- cedente histórico, sino porque hay tres vías de escape a la enorme caldera en que estamos viviendo. La primera es la mi- gración, que desde la firma del Tratado de Libre Comercio en 1994 ha significa- do la salida de 10 millones de personas, una barbaridad. La segunda es la econo- mía informal, que diluye la presión de los cuerpos organizados de la sociedad, co- mo sindicatos y organizaciones civiles, en actividades ilegales. Este país ha he- cho de la ilegalidad más de la mitad de su ser. La tercera, la más grave, es que la cuota de sangre, de brutalidad del Méxi- co bárbaro, es desahogada con creces por la llamada guerra contra el narco. Los re- beldes sociales son encabezados por el crimen organizado. Muñoz Ledo hace notar que cuando la secretaria de Estado Hillary Clinton se refi- rió a los narcotraficantes mexicanos como “insurgentes” (a principios de septiembre, lo que reiteró hace menos de dos semanas), el mensaje fue que “ya se ha creado una si- tuación de desafío al poder que los analoga con los rebeldes”. –Pero no los iguala… –Ese es el punto fino. Al asemejarnos a Colombia, Clinton está justificando una po- sible intervención militar de Estados Unidos en México. Ella no habla de memoria, tiene toda la información disponible a su alcance. El Departamento de Estado precisó que los insurgentes no aspiran a tomar el poder en México y que, por lo tanto, no se trata de una fuerza rebelde, pero su control sobre vastos territorios del país los analoga. El problema con el narco mexicano, advierte, es que “no se trata solamente de un poder territorial, es un poder político y un desafío abierto”. –¿Hillary Clinton es un halcón de la Casa Blanca? – Yo no la llamaría así, pero… tiene otra vena y otra veta. Complicidades En Colombia, aun en la peor época del narcoterrorismo, “la corrupción no esta- ba arriba”. No se puede decir lo mismo de México, ni ayer ni hoy. Por eso ocurrió el asesinato de Luis Donaldo Colosio, suelta. “No se ha querido establecer el paralelismo entre los magnicidios de Luis Carlos Galán (candidato presidencial colombiano, ase- sinado en 1989) y de Luis Donaldo Colo- sio (candidato presidencial mexicano, ase- sinado en 1994). No fue el discurso de Luis Donaldo (lo que llevó a su muerte), fue su negativa a negociar con ellos (los narcos), que estaba propiciando el hermano del pre- sidente”, Raúl Salinas de Gortari. “Lo de Luis Donaldo fue una ejecución, con apoyo de fuerzas irregulares”. BenjamínFlores Muñoz Ledo. “Estado sin salvación” NARCOTRÁFICO 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 11
  9. 9. Tras el asesinato de Colosio, “aquí se reanuda el sistema de complicidades”, puesto en evidencia por el expresiden- te Miguel de la Madrid en el noticiero de Carmen Aristegui: “Dijo que su sucesor, desgraciadamente, se alió al narcotráfico, y su familia se involucró en actos crimi- nales. Esa es una declaración ministerial, y entonces ellos le sacan otra, inhabilitán- dolo, para efectos judiciales, para impedir cualquier pesquisa”. Según Muñoz Ledo, la vinculación de las altas esferas de la política mexica- na con el narco “empezó por la debilidad del gobierno de De la Madrid; se quedaron con la Presidencia los que tenían la com- plicidad. No sé si me explico. El problema en este país es que la complicidad viene de arriba abajo”. –¿Esta complicidad se extiende a los gobiernos panistas? –¡Se extiende a todos! No hay funcio- nario que se resista a que un verdadero nar- cotraficante llegue a su oficina, le ponga un maletín y le pida que se haga de la vis- ta gorda. Si lo acepta, se hace cómplice y ya está juramentado; si no lo acepta, que se atenga. No hay nadie que pueda prote- gerlos porque arriba hay complicidad tam- bién. En un Estado regular debe hacerse una investigación de quiénes están coludi- dos, y debe hacerse pública; si no, tú tie- nes tu lista secreta y la sacas cuando te dé la gana. El uso faccioso de la información por parte de la Procuraduría General de la República no ha hecho sino corromper más el proceso. Todo esto explica la barbarie en que se hunde el país. La guerra contra las dro- gas de Calderón “es la estrategia de segu- ridad de Estados Unidos”, pero tiene su origen en la debilidad del sexenio de De la Madrid. Desde enton- ces, sostiene, “se libra en territorio mexicano una guerra estadunidense”. El recrudecimien- to actual de la violencia y la presencia del Ejér- cito en las calles provie- nen de “un aflojamiento” en el periodo de Vicen- te Fox. “Calderón necesi- taba sentirse seguro en el poder, es un tema psico- lógico. Por eso se viste de militar y asume al Ejército como su defensor y decla- ra esta guerra. Necesita- ba una alianza con Estados Unidos, siguiendo al ex- tremo su estrategia. Y ne- cesitaba asumir el control territorial del país. Esto es una operación política, no es realmente un combate al crimen organizado”. Intervención o golpe Muñoz Ledo se cansa de hablar del nar- co. Eso “es el reflejo de males más profun- dos, de la ausencia del Estado nacional”. El Estado fallido en México –tema que sí le interesa– “es la realidad de un Esta- do secuestrado o capturado. Deja de exis- tir Estado cuando la autoridad responsable de controlar una actividad económica, po- lítica y social está al servicio de aquellos a los que debe regular. En México, la au- toridad está secuestrada por vía de la co- rrupción, que es el verdadero drama de la nación.Y el pluralismo político sirvió para quitar los pocos controles que había de una autoridad hegemónica y multiplicar la co- rrupción. La competencia electoral se vol- vió una competencia de corruptelas”. Sí, el narcotráfico es un problema gra- vísimo y ejemplar, acepta, “pero tiene que entenderse como la prueba plena de la pu- trefacción del Estado, que se da en otros órdenes: en el control de la educación por un gremio magisterial manejado por mer- cenarios electorales, por una autoridad ju- dicial que no se atreve a cumplir su fun- ción por temor a los factores políticos, por la negociación con los particulares, como en la Licitación 21 para Televisa…”. Por eso plantea una “vía radical” de solución, porque “México no tiene sali- da revolucionaria y las salidas civiles son lentas para la gravedad de los problemas, eso toma al menos una generación”. Para colmo, dice, dos terceras partes de la ju- ventud “son víctimas potenciales o reales de los procesos de corrupción de la delin- cuencia organizada”. –Si la vía revolucionaria está cance- lada, si a la vía de la política tradicional no le alcanza el tiempo, ¿qué queda? ¿La balcanización? –No la veo, no la veo… no la veo ahorita –balbu- cea–. Lo que sí te creo es la conversión de un pro- blema interno en una gue- rra internacional. Es Afga- nistán, es Irak. Pero esa es una solución que viene del exterior, que podría ser la consecuencia última del discurso de Hillary Clin- ton –y que puede ser su arma política para el futu- ro–, si el problema inter- no de México se vuelve extremadamente peligro- so desde el punto de vis- ta político, electoral y de seguridad para un país vecino. –Es decir, una inter- vención militar de Esta- dos Unidos en México. –Directa, no. Hay muchas modalidades. En política no hay demasia- das hipótesis. El viejo diplomático, que coincide con Buscaglia, levanta la nariz, otea: “Yo veo ahí… ya apuntada en el horizonte, la vía de la afganización de México; que se lle- gue a una comprobación tal de que este país es ingobernable, que se le descalifi- que. Aquí no es el Estado, o el gobernan- te –como fue el caso de Sadam Hussein–, el que está desafiando al imperio. Lo es- tá desafiando el crimen. Y con ese pretex- to nos pueden imponer un Plan Colombia a lo bestia. “Estamos en un círculo vicioso en el cual, en la medida en que el gobierno de México no puede controlar al narco ni ga- nar la famosa guerra, nos sigue metiendo en el concepto que más daña al país: que és- ta es una guerra interna. En el momento en que Calderón, por razones de propaganda política, decidió llamarle ‘guerra’, cometió un crimen político contra el país, porque de ahí se pueden valer las potencias para de- cir que se enfrenta un caso de beligerancia. Cuidado. En el caso de Irak fue contra el gobernante, aquí puede ser contra quien ha barrido la capacidad del Estado.” El riesgo mayor de la internacionali- zación del problema de México no es tan- to una expresa intervención militar, aclara, “sino la adopción de una política de susti- tución de la autoridad civil por la autori- dad militar en este país”. En oposición al desastre, Muñoz Ledo abraza su propia utopía: “Un país que sea de veras. El rescate de la nación mexica- na como proyecto de vida, para lo cual fui educado. Y eso es imposible sin un cam- bio radical de la política. La otra es la diás- pora, que los mejores se vayan y se quede el territorio en manos de los maleantes y ocupado por militares”. Precisa: “La vía radical es una movi- lización social y de conciencias en la co- yuntura de 2012, donde la gente impida el fraude electoral, exija elecciones limpias, pueda lograr un cambio razonable en el sistema de comunicación de masas, y lle- ve al poder a un gobierno capaz de iniciar una reforma política a fondo, de combatir la corrupción y de replantear la posición de México en el mundo”. –¿Y quién pude dirigir ese gran movi- miento civil? –Es obvio que la izquierda. Pero la iz- quierda debe evitar los conflictos internos, la partidización de los conflictos, las pe- queñas batallas y reservarse para la mayor de ellas. No por ganar municipios o regi- durías se gana la nación. En 88 no tenía- mos un solo gobierno en ningún estado y les ganamos las elecciones; no teníamos ni partido político. Y en 2006 las gubernatu- ras que teníamos ni siquiera jugaron mu- cho a nuestro favor. La batalla es en 2012, y no es de trincheras. 12 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 NARCOTRÁFICO
  10. 10. PATRICIA DÁVILA E n Chihuahua las estructuras del crimen organizado per- manecen prácticamente into- cadas. En dos años y medio de guerra, aparte de la sobre- vivencia del cártel de Juárez, se consolidó ahí el de Sina- loa, y ni siquiera pudo dismi- nuirse la violencia en Ciudad Juárez… Tal es el desalentador balance de Patricia González Rodríguez, procuradora de Justicia del estado durante la adminis- tración de José Reyes Baeza, que conclu- yó el lunes 4 de octubre. En entrevista, atribuye esa situación al “error” de cambiar drásticamente la estra- tegia del Operativo Conjunto Chihuahua (OCCH) en marzo pasado y a la “infiltra- ción” del narco en las policías de los tres niveles de gobierno. También responde los señalamientos contra ella, principalmente los del ahora expresidente municipal de Ciudad Juárez, José Reyes Ferriz, quien consideró “falli- da” la guerra contra el narcotráfico debido a la “impunidad con que la procuraduría (es- tatal) permitió que se movieran los delin- cuentes” y al hecho de que esa institución “liberó” a 9 mil 500 detenidos que le en- tregó la policía municipal (Proceso 1771). A González Rodríguez se le involu- cró en el asesinato del periodista Arman- do Rodríguez, El Choco, reportero de El Diario ejecutado por un comando el 13 de noviembre de 2008. También se le seña- ló como la persona que en el municipio de Namiquipa contrató a policías para reali- zar ejecuciones. Se le atribuyó igualmente haber protegido al cártel de Juárez. Ella rechaza todas las acusaciones. Se dice maestra universitaria “de toda la vi- da” y afirma que presentará una demanda por daño moral contra Reyes Ferriz, por sus declaraciones: “No voy a permitir que esta persona dañe mi imagen como académica”. Relata que recibió la procuraduría con niveles altísimos de corrupción y que in- cluso los policías usaban botas, sombrero y cadenas de oro. Ahora, asegura, univer- sitarios de varias disciplinas trabajan en la investigación criminal. Enseguida entrega a la reportera una relación de gastos en la cual consta que el gobierno del estado le asignó 270 millones de pesos al OCCH. “Reyes Ferriz, destinó 400 millones, sí, pero es el presupuesto normal para la cor- poración, no puso un peso adicional”. Aclara que no fue el expresidente mu- nicipal –a quien califica de “misógino”– el que solicitó la intervención federal: “En marzo de 2008 me encontraba en Juárez Germán Canseco La exprocuradora. Balance desalentador 14 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010
  11. 11. Antes del secuestro que sufrió su hermano el jueves 21, la exprocuradora general de Justicia de Chihuahua, Patricia González, ofreció a este semanario su versión sobre lo que falló en el Operativo Conjunto Chihuahua. Aunque no admite que haya sido un fracaso total, dice que “está agotado” y critica el “error” de sacar al Ejército de Ciudad Juárez. Aho- ra,advierte,si no se sanean todas las corporaciones policia- cas –sobre todo la de Ciudad Juárez y las federales–, nada reducirá la violencia homicida de los cárteles. entrenando a peritos que iniciaban el Sis- tema Penal Acusatorio. Veíamos que se suscitaba un homicidio tras otro. Llamé al gobernador (José Reyes Baeza) y le dije: ‘Oye, ¡esto está terrible! El año pasado hu- bo 309 homicidios y ahorita va una cifra cercana. ¡Es inusitado! Necesitamos pedir apoyo a la federación’”. De inmediato, dice, Reyes Baeza con- vocó a una reunión con oficiales de la Se- cretaría de la Defensa Nacional (Sedena). El 3 de abril de aquel año se reunieron el Gabinete de Seguridad federal y el esta- tal para revisar los términos del operativo. “Reyes Ferriz no fue, hubo que mandarlo llamar”, enfatiza la exprocuradora. “En esa reunión se molestó porque le dije que tenía que sanear la policía. Le co- menté que yo incluiría a la Policía Estatal y a la Ministerial, aunque llevábamos ca- si cuatro años de depuración. Para enton- ces buscábamos mecanismos para detec- tar a los policías miméticos, ya que algunos eran extraordinarios para mentir y pasaban los exámenes de confiabilidad de la Secre- taría de Seguridad Pública federal (SSP)”. Ahí estaba presente el entonces se- cretario de Gobernación, Juan Cami- lo Mouriño. “Le dije: ‘Tiene que coop- tar el Centro de Respuesta Inmediata (CERI), porque desde ahí los policías dirigen las ejecuciones’. Me pregun- tó: ‘¿Cómo podemos ver eso?’ Le di- je: ‘Vaya y aprópiese del CERI’. Cuan- do logramos entrar, nos pusieron en un cuarto diferente al de los radio opera- dores, quienes concentraban y mani- pulaban los sistemas de comunicación. Por lo tanto, nuestras pantallas registra- ban la imagen de un asesinato una ho- ra después de que lo reportaban”, cuen- ta González Rodríguez. De cómo se perdióChihuahua... NARCOTRÁFICO 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 15
  12. 12. PATRICIA DÁVILA P atricia González Rodríguez, ex- procuradora de Justicia de Chi- huahua, en entrevista con Proce- so disecciona las estructuras que los cárteles de Juárez y de Sina- loa formaron para disputarse el control de los principales puntos del estado, especialmente Ciudad Juárez. Durante los últimos tres años la violencia desatada por esas agrupaciones criminales En apoyo de su versión, la exprocura- dora entrega la declaración de Hugo Va- lenzuela Castañeda, El Vale, integrante del cártel de Juárez que fue detenido el 18 de junio de este año. Ahí, él narra: “Mi fun- ción en la organización es la de enlace con la policía municipal. Yo les pedía que se movieran del lugar cuando perjudicaban algún punto de venta de droga o alguna ejecución… soltar a los miembros de La Línea, en caso de que fueran detenidos”. Prosigue el detenido: “Entre los poli- cías que apoyan las labores de La Línea están el sargento Escobar y El Pigüi, del agrupamiento pedestre, ambos del Distri- to Delicias; un teniente también apellida- do Escobar, de Babícora; el policía Rafael y el teniente Aguirre, de Cuauhtémoc; el teniente Salazar, de Benito Juárez; y del Distrito Chihuahua, el policía Benavides, El Traca, a quien hace dos meses cambia- ron a la policía especial”. La Línea le pa- gaba a El Vale 3 mil pesos por semana y los policías municipales de enlace reci- bían mil 500. Por eso considera a la policía de Ciu- dad Juárez “altamente peligrosa”. Por ejemplo, se enteró de que la Sedena revisó el banco de armas y encontró que carecía de un registro individualizado, por lo que cualquier policía usaba una un día y al si- guiente otra. “Con esas armas se cometían muchos delitos”, afirma. “El Chapo” vs. “El Viceroy”: municipio por municipio alcanzó el máximo nivel y puso a esa ciudad como la más violenta del mundo, con 7 mil ejecuciones en poco más de dos años. Ambos cárteles tienen fuerte presencia en el estado; en todos y cada uno de los mu- nicipios, uno u otro tiene el control. El de Si- naloa, explica la funcionaria, es el de mayor presencia. Dirigido por Vicente Carrillo Fuentes El Viceroy, hasta 2007 tenía el control total de la entidad. A partir de ese año el cártel de Si- naloa, dirigido por Joaquín Guzmán Loera El Chapo, entra por Guadalupe y Calvo y Gua- chochi, en el sur, hasta apoderarse de Ascen- sión, Parral, Jiménez, Camargo y Delicias. En el centro, Guzmán Loera se queda con el control de Benito Juárez y de Villa Ahuma- da, que es paso estratégico para el trasiego de drogas hacia cualquier punto fronterizo de Chihuahua, pues tiene más de 300 brechas que facilitan el traslado clandestino. Tras la detención de Pedro Sánchez, tercero al man- do del cártel de Juárez, la zona quedó bajo control del cártel rival por conducto de José Antonio Torres Marrufo. En el norte, luego de la detención de José Rodolfo Escajeda El Rikín, la mafia del Pa- cífico se posesiona de Guadalupe Distrito Bravo, Práxedis G. Guerrero y Ascensión, municipios fronterizos con Estados Unidos. Mientras tanto la gente de El Viceroy se repliega hacia el occidente: Cuauhtémoc, Madera, San Buenaventura, Galeana, Nuevo Casa Grandes y Casas Grandes. El cártel de Sinaloa pudo penetrar Ciudad Juárez pero no ha desplazado al grupo local, porloquesemantieneesadisputaamuertepor laplaza.EnlaciudaddeChihuahuahaypresen- cia de ambas mafias, aunque ahí la violencia se contuvo. El caso Juárez De acuerdo con un diagnóstico elaborado por la Procuraduría que González Rodríguez encabezó hasta el pasado 4 de octubre, el cártel de Juárez, a través de su brazo armado La Línea, tiene actividades de narcomenudeo, tráfico de armas, lavado de dinero, robo de vehículos, secuestro, extorsión y ejecuciones. Su estructura es la siguiente: bajo el man- do de Vicente Carrillo Fuentes está José Luis Ledesma o Pablo Ríos Rodríguez, El JL, ope- rador en el estado, quien maneja a Luis Gui- llermo Carrillo Rubio El Pariente, controlador de los sicarios de La Línea en las plazas de la entidad. Los operadores en las principales ciuda- des y centros de distribución de drogas son: Juan Pablo Guijarro Fragoso El Mónico, en la capital; en Puerto Palomas, Ascensión, Nue- vo Casas Grandes, Janos y Puerto San Luis está a cargo Carlos Vázquez Barragán El 20, detenido por la Policía Federal el pasado 25 de julio. En Zaragoza, manda Aldo Nájera, mien- tras que en Gómez Farías, Nicolás Bravo y Madera opera Óscar García Celis El Gallo; en Ojinaga está El Chachitas, pero se sabe que la gente de El 20 también emplea esa plaza para enviar mariguana a Estados Unidos. En Guerrero César Olivas, El 6 o El Sexto, traba- 16 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 Guzmán Loera
  13. 13. ja con un individuo apodado El Papalote o El Cantinflas. En las comunidades de Namiquipa, El Terrero, Casas Coloradas, Cologachi, Soto Máynez y El Oso está a cargo Rafael Már- quez. El Valle de Juárez lo controla Alfredo Mota Sandoval La Muerta, quien quedó al mando tras la detención de El Rikín Escajeda; en esta zona, bajo las órdenes de La Muerta, está Ricardo Cristóbal Flores El Zorro. Gua- chochi estaba a cargo de Nibardo Villalobos El Patas Cortas, actualmente preso. Creel, Cuauhtémoc y Batopilas son ope- rados por Hernán o Germán García Loya El Gaviota, quien tiene como lugarteniente a Misael Loya Caraveo. Delicias, Jiménez, Ca- margo, Parral y Balleza las trabajaba Evaristo Rentaría, quien ahora vive en Estados Unidos en calidad de testigo protegido de la DEA y el FBI. Ciudad Juárez está a cargo de Juan Díaz, El Leopardo, El Rojo o El Canelo, quien cuen- ta con Antonio Acosta El Diego, El 10 o El Bla- blazo como jefe de sicarios y con El Makarfi como jefe de la distribución de drogas en los seis distritos de policía de la ciudad; a él lo ayudan El Mandis, El Casco o El Gordo. Los operadores de las células de sicarios en los distritos de la policía de Ciudad Juárez (grupos de 10 matones que se caracterizan por “sanguinarios”. Sus edades van de 20 a 30 años y casi todos vienen de Sinaloa, algu- nos son expolicías o exmilitares. En Juárez al principal grupo de sicarios, Los Aztecas, los manda El 51 que está bajo las órdenes de El JL) operan bajo el control de El Diego, quien dirige personalmente la célula de Los Linces. El Diego también comanda las seis cé- lulas de las estaciones de policía de Ciudad Juárez. El jefe de cada célula tiene de cinco a ocho sicarios: Aldama es dirigida por El San- ti, Babícora por El Oso, Cuauhtémoc por El Junior, Delicias por Iván Contreras Keico y Chihuahua por El Checo. El 90% de los integrantes del cártel de Juárez se dedica al narcomenudeo, y el res- to, al tráfico de estupefacientes a Estados Unidos; la organización, además, cobra por “derechodepiso”25%delasgananciasdela droga que otras organizaciones pasan al otro lado de la frontera. Sinaloa A su vez los grupos y células del cártel de Si- naloa, que avanza tomando el control del es- tado, funcionan de manera similar. El líder en el estado es Noel Salgueiro Nevárez El Flaco Salgueiro. Tienen grupos de sicarios, la Gente Nue- va, en su mayoría originarios de Sinaloa, Mi- choacán y Guerrero encargados de eliminar a los integrantes del cártel local. El principal operador en Chihuahua, El Señor Delgado, es subordinado directo de Salgueiro, quien antes contaba con Elizabeth Rodríguez Griego, La Doña, asesinada el pa- sado agosto y quien tenía a su mando dos células de sicarios integradas por exmilitares y vendedores de cocaína. Los municipios de Ascensión, Puerto Pa- lomas y Janos están a cargo de Mario Amaya El 11, en sustitución de Fernando Arámbula, preso en Estados Unidos. Desde El Porvenir hasta Ojinaga el control lo tiene El Gavilán. Nuevo Casas Grandes y Madera están a car- go de Daniel Leo Pérez El 16; en la ciudad de Parral trabaja El R-3, quien controla va- rias células de pistoleros que se desplazan a Cuauhtémoc, Delicias, Camargo y Ojinaga. En Ciudad Juárez el operador principal es JoséAntonioTorresMarrufo,ElJaguaroElÚlti- moTerremoto;tambiéntrabajaahíMarioNúñez Meza El Mayito o El M-10. El Valle de Juárez es controlado por Gabino Salas Valenciano El In- geniero, quien radica en Durango y tiene bajo su mando dos células de sicarios, así como el control del trasiego de drogas a Estados Uni- dos. Torres Marrufo controla las pandillas de Los Mexicles y Los Artistas Asesinos (AA). Según el diagnóstico elaborado por la Procuraduría, Torres Marrufo y Gabino Salas son los responsables del incremento de la violencia homicida y la inseguridad en Ciu- dad Juárez debido a la constante confronta- ción que mantienen con La Línea. El cártel de Sinaloa se dedica en 90% al tráfico de drogas al extranjero y en 10% al En cuanto a los 9 mil 500 detenidos que según Reyes Ferriz fueron liberados por la procuraduría, González Rodríguez aclara que durante el OCCH –coordina- do hasta abril pasado por el general Felipe de Jesús Espitia– hubo 384 detenidos por homicidio, secuestro y robo de vehículo. De ellos, 40% recibió sentencia condena- toria. Los restantes esperan un juicio oral privados de su libertad.Añade que 178 de- tenidos confesaron su intervención y la de otros en mil 600 homicidios cometidos por la delincuencia organizada. De acuerdo con los registros del Sis- tema Gestor de la Reforma Penal –conti- núa la polémica exprocuradora–, a través de la justicia penal alternativa se solucio- naron 18 mil 36 casos del fuero común por lesiones, homicidio imprudencial o abuso de confianza, mientras que 56 mil se con- cluyeron con “un alto grado de satisfac- ción” de las víctimas que decidieron la ter- minación del procedimiento penal. No obstante, este punto sigue dando de qué hablar en Ciudad Juárez. El domingo 17, El Diario publicó que, a decir del fis- cal de zona Jorge González Nicolás, exis- tían nueve casos cuyo plazo legal para la aportación de pruebas estaba por concluir, lo que podría provocar que el presunto res- ponsable sea liberado. Mencionó 35 casos de personas detenidas por las policías fe- deral y municipal y que después fueron li- narcomenudeo en Ciudad Juárez, principal- mente la venta de estupefacientes en los ce- resosestatalymunicipal.Ademásobtienere- cursosdelossecuestros,robos,extorsiones, asaltos a comercios y bancos, ejecuciones, contrabando, piratería, tráfico de personas y de armas y falsificación. La exprocuradora González también proporciona a Proceso la radiografía de la presencia y actividad delictiva de estos dos grupos en Ciudad Juárez: El JL, quien dirige a Los Aztecas, tiene mayor presencia en las colonias Rancho Anapra, Ladrillera, Popular, Altavista, Barrio Alto, Centro, Azteca, División del Norte, Par- tido Romero y Barreal. A través de Los Mexicles Guzmán Loera controla las colonias Nuevo México, Chave- na, Juárez, Obrera y Pradera. La función de Los Aztecas y de Los Mexi- cles es evitar la incursión de grupos antagó- nicos, vigilar los puntos de paso de droga a Estados Unidos, reclutar adeptos y controlar el narcomenudeo en los más de 6 mil picade- ros distribuidos en la ciudad. ● Carrillo Fuentes 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 17 NARCOTRÁFICO
  14. 14. beradas por el Ministerio Público (depen- diente de la procuraduría estatal) a pesar de que había elementos de prueba en su contra, que ahora se investigan para solici- tar una orden de aprehensión. Infiltración total En opinión de la exprocuradora, la violen- cia asesina “no ha podido ser combatida”. Ofrece números: en 2008 hubo mil 849 muertes, en 2009 se reportaron 2 mil 736 y hasta el 30 de septiembre de este año iban 2 mil 414. –¿Por qué no pudieron contener esa violencia? –En una estrategia los cambios no de- ben ser radicales, de lo contrario se pier- den información y liderazgo. Eso sucedió en abril de este año, cuando sacaron al Ejér- cito de Juárez y lo sustituyeron por la Poli- cía Federal. Lo hicieron bajo el argumento de que los soldados violaron los derechos humanos. Estoy de acuerdo, pero no tenían que dejarlos sólo como cerco de seguridad en la periferia, la central camionera, el ae- ropuerto, puentes internacionales y el Va- lle, cuando ya dominaban la región y la for- ma de operar de los cárteles. “En su lugar llega la PF con un contin- gente muy fuerte de 5 mil agentes. Eso es RicardoRuiz/Procesofoto RicardoRuiz Ciudad Juárez. Crimen impune Intimidación militar 18 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010
  15. 15. bueno, pero cuando hay un gran desconoci- miento de una realidad como la de Ciudad Juárez, puede pasar un año para conocer la problemática. 2008 fue un aprendizaje pa- ra el Ejército; 2009 fue un año de buenos resultados porque dominaron la operación y estructura de los cárteles; en 2010 podría dar golpes precisos contra líderes de ambos cárteles.” Explica: “Desde su llegada, la PF asu- mió el mando del OCCH. Sin embargo, la investigación la realizaban 15 o 20 horas después de haber hecho la detención. Hasta queponíanaldetenidoanuestradisposición. A nosotros nos acortaban el tiempo porque teníamos48horasparaponeralosdetenidos a disposición del juez de garantías”. –¿Cómo están constituidos los grupos delictivos? –Existe un gran disimulo y respaldo social a La Línea, brazo armado del cár- tel de Juárez. Tenemos mapas criminoló- gicos de cada una de las colonias y calles de Juárez en donde existe una gran impu- nidad en la comisión de delitos, sobre to- do de homicidio. –¿Entonces nunca hubo una limpia de la policía? –Estuve presente en una reunión en la que Genaro García Luna (titular de la SSP federal) le dijo al exalcalde (Reyes Ferriz) que tenía que ser muy drástico en la depu- ración y que tenía que empezar con quitar a los mandos medios, pero nunca los qui- tó, y siguen respaldando y operando a los grupos criminales. En cambio, en las corporaciones esta- tales, “iniciamos en 2004; ahora contamos con más de 500 policías profesionistas que nada tienen que ver con el pasado. Pero los cárteles no sólo asesinan a los malos poli- cías, también asesinan a los buenos, y es- te es el caso de la subprocuradora de Con- trol Interno, Sandra Ivonne Salas García, asesinada el 1 de julio pasado, y del direc- tor de Servicios Periciales, Pedro Arago- nez, a quien el grupo armado Los Linces, del cártel de Juárez, ejecutó el 11 de agos- to de 2009. La Policía Judicial del Estado estaba infiltrada, al grado de que El Diego, uno de los líderes de La Línea, fue agente ju- dicial. La PF, dependiente de la SSP, no se salva. La entrevistada dice que también está infiltrada, y nuevamente se apoya en el testimonio de El Vale, quien fue ahorca- do en su celda al mes de ser recluido: “El 11, también conocido como El Zu- caritas, es el enlace de La Línea con la Poli- cía Federal. Estuvo preso en el Cereso mu- nicipal de Ciudad Juárez, salió libre hace tres meses y El Diego le dio trabajo en La Línea. El Diego comentó por la frecuencia que estaba arreglada la Policía Federal. En la Ciudad de México El JL le dio a un al- to funcionario de esta corporación 320 mil dólares para que dejara trabajar en Ciudad Juárez a La Línea. La cuota que se paga aquí en la ciudad (Juárez) es de 140 mil dó- lares semanales para que no detengan a na- die, y si los detienen, que los dejen ir.” Entra en detalles sobre el método de pago a los federales: “El 35 (José Arman- doAcosta Guerrero, detenido el pasado 16 de julio) recoge el dinero al 16, al 51 y al 12 los días martes de cada semana. El 35 es quien deposita el dinero en un banco”, desconoce en cuál. González Rodríguez asegura que poli- cías federales intentaron forzar a El 35 pa- ra que la involucraran a ella con La Línea, pero rechaza que el gobierno federal esté protegiendo al cártel de Sinaloa: “No creo que esté protegiendo a ningún cártel. Más bien, hay policías que trabajan para las or- ganizaciones. Hablar de manera general es un error, por eso en México los cárteles de la droga se han fortalecido”. –¿Cuánto resistirá el cártel de Juárez, después de menguar su poder frente al de Sinaloa? –No mucho tiempo. A lo mejor dos años. –Si no existió un control real de la vio- lencia, ¿qué le espera al operativo? –El operativo ya se agotó. Cuando lo iniciamos se trataba de una contención, pe- ro faltó incorporar apoyos de tipo social y de participación ciudadana. Ahora el desa- fío es para la PF. Si realmente hay un sanea- miento de las corporaciones, pienso que en dos años hay posibilidades, no de eliminar a los cárteles, pero sí de bajar la violencia. –¿Felipe Calderón no se da cuenta de ello? –A veces los políticos están muy arri- ba y los engañan. –¿Tiene miedo? –No. Procedí igual con la gente de ambos cárteles. Nunca he recibido dine- ro. Vivo de mi salario como académica. No tengo carro, poseo una casa y un te- rreno que adquirí cuando trabajaba en la Judicatura. ¿Por qué no me investigan? Mi familia la conforman personas respe- tables, profesionistas. La entrevista se realiza el lunes 18, en las oficinas de Proceso en la Ciudad de México. Al mediodía del jueves 21 la ex- procuradora recibió la noticia de que Ma- rio, su hermano, había sido secuestrado. Al cierre de la edición, aún no había si- do liberado. ● NARCOTRÁFICO 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 19
  16. 16. 20 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 201020 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 F iltraciones a los medios y con- trovertidas revelaciones de la presidenta de la Junta de Coordi- nación Política de la Cámara de Diputados han vuelto el proceso de desafuero del diputado federal Julio César Godoy Toscano un asunto com- plicado para el Poder Legislativo. Al caso se suman los de dos integran- tes de la Sección Instructora de la Cáma- ra de Diputados –quienes analizan los argumentos y pruebas de la Procuraduría General de la República (PGR)– cuyos historiales indican probables nexos con el crimen organizado: los diputados Arturo Zamora Jiménez (priista por Zapopan) y César Octavio Madrigal Díaz (panista por Guadalajara). La agencia antidrogas de Estados Unidos (DEA, por sus siglas en inglés) mencionó a Zamora en un documento en el que asienta sus presuntas ligas con nar- cotraficantes y la supuesta protección que les dio. Madrigal Díaz padece la relación de su hermano Marco Antonio con los Va- Lo juzgan ElprocesodedesafuerodeldiputadoJulioCésarGodoy Toscano se ha vuelto una compleja maraña política y judicialenlaquehayfiltracionesdedocumentosygra- baciones y donde se ventiló la estrategia de varios le- gisladoresparapermitirlealacusadoevadirunaorden de aprehensión. Pero hay un elemento que enrarece todavía más el caso: los historiales de dos integrantes de la Sección Instructora (instancia que validará o no las pruebas de la PGR) muestran probables relaciones con el crimen organizado. Caso Godoy: diputados con estigma JESUSA CERVANTES Y FRANCISCO CASTELLANOS lencia Cornelio, líderes del desaparecido cártel del Milenio. El perredista Julio César Godoy Tos- cano ganó en las urnas una diputación fe- deral el 5 de julio de 2009, pero luego de que la Secretaría de Seguridad Pública di- vulgó que había una orden de aprehensión en su contra por los delitos de “delincuen- cia organizada, contra la salud y operacio- nes con recursos ilícitos”, no se volvió a saber de él, sino hasta el 23 de septiembre pasado, cuando ingresó a San Lázaro pese al cerco instalado por la Policía Federal… y tomó protesta. Él aseguró que había entrado ese mis- mo día, pero el 24 de septiembre, en su no- EduardoMiranda
  17. 17. 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 211773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 21 ticiario de Televisa, Joaquín López Dóriga difundió un video que mostraba que Go- doy había ingresado el 21 de septiembre auxiliado por los diputados Telma Guajar- do y José Narro y que había dormido en la oficina del coordinador parlamentario del PRD, Alejandro Encinas. El video fue solicitado al área de res- guardo de la Cámara de Diputados por la presidenta de la Junta de Coordinación Política, la panista Josefina Vázquez Mo- ta, y entregado a Televisa. Además, el miércoles 20, Vázquez Mota reveló al no- ticiario de W Radio que había participado en reuniones con legisladores perredistas a fin de discutir la estrategia para que Godoy entrara a San Lázaro y obtuvie- ra el fuero constitucional que impide su detención. “Yo estuve varias veces para disuadir, sobre todo a la luz de lo que yo advertía que podía ser un grave daño a la vida ins- titucional”, dijo. La declaración sorprendió al presi- dente de la Sección Instructora, el priista chiapaneco César Augusto Santiago Ra- mírez, quien junto con Arturo Zamora (PRI), César Madrigal (PAN) y Mary Tel- ma Guajardo Villarreal (PRD) forman esa instancia. El viernes 22, César Augusto Santiago declaró a El Universal: “Pensa- ba que el caso Godoy no tenía una carga política, pero puede existir con las revela- ciones de Vázquez Mota”. Una semana antes de las revelaciones de la panista, en algunos medios se publi- caron extractos del expediente que la PGR envió a la Cámara de Diputados; además, en W Radio se difundió la supuesta con- versación entre Godoy y el líder de La Familia Michoacana, Servando Martínez, La Tuta. El documento de la DEA Como parte de la Sección Instructora, el diputado priista Arturo Zamora Jiménez es uno de los encargados de valorar las pruebas de la PGR contra Godoy Tosca- no; pero en un documento fechado el 25 de octubre de 2004, la DEA señaló a Za- mora como protector de narcotraficantes, según consta en el libro Narcotráfico, el gran desafío de Calderón, de Alejandro Gutiérrez, corresponsal de este semanario en Madrid. En entrevista con Proceso, Zamora afirma: “Estoy poniendo de mi parte la objetividad, la imparcialidad y mis cono- cimientos; nada tiene que ver con ningún prejuicio. Reitero: de manera indebida e injusta se publicaron cosas que no fue- ron ciertas y en función de eso presenté demandas en todos los tribunales (electo- rales), obtuve sentencias favorables y se NARCOTRÁFICO condenó a todas las autoridades que en su momento plantearon cosas difamatorias en mi contra”. El documento de la DEA –según el li- bro de Gutiérrez– establece “información sólida sobre protección de Zamora y su administración municipal (en Zapopan) a diversos narcotraficantes o sus relaciones con ellos”. El libro da cuenta del atentado que su- frió Zamora el 8 de septiembre de 1994 cuando era subsecretario de Seguridad Pública en Jalisco, del que salió ileso. También narra un episodio de 1995 cuan- do Zamora era director de Prevención So- cial de Jalisco: “Un año antes había sido asesinado el reo José Méndez Torres, gatillero del cár- tel de Tijuana implicado en el homicidio del cardenal Juan Jesús Posadas Ocam- po. Ese año, meses después del atenta- do contra Zamora, otros gatilleros de la organización detenidos por el homicidio del exprocurador estatal (…) declararon (…) que el atentado contra Zamora se de- bía a que ‘ordenó’ la muerte de Méndez Torres.” Zamora también tiene una notaría en Jalisco. Quien fue su socio en ésta, Mario Sánchez Paniagua, fue ejecutado el 13 de septiembre de 2004. Al respecto, el documento de la DEA establece: “Hasta antes de su muerte, Sán- chez Paniagua era el principal administra- dor de los activos de Zamora, fue su mano derecha y su confidente en el manejo de la notaría pública localizada en Zapopan, que de acuerdo con una fuente ha sido uti- lizada por importantes narcotraficantes para realizar transacciones comerciales y de bienes raíces residenciales”. Todavía más: según la DEA, el asesi- nato del socio del diputado representaba “una advertencia a Arturo Zamora por sus presuntos vínculos narcopolíticos y el incumplimiento de favores políticos. Es- pecíficamente se mencionan licencias de construcción que beneficiaban al trafican- te Pedro Mireles Félix”. Según el documento, el legislador co- noció a Mireles Félix en 2003, cuando éste aportó fuertes sumas de dinero a su precam- paña por la alcaldía de Zapopan; a cambio demandaba licencias de construcción. Según la DEA, a Zamora se le “ha co- nocido una estrecha relación con familias del tráfico de drogas asociadas con Ra- fael Caro Quintero y Juan José Quintero Payán”. Según el libro de Alejandro Gu- tiérrez, “las operaciones inmobiliarias de los Caro Quintero, Quintero Payán y de Eduardo González Quirarte –representan- te de los Carillo Fuentes– se hacían en la notaría de Arturo Zamora”. Proceso pregunta al ahora legislador si el documento de la DEA es falso. Res- ponde: “En su momento pedimos formal- mente y por escrito (que nos dijeran) si había una investigación, y se contestó que no.Y en su momento la PGR (que supues- tamente había filtrado parte del expedien- te) publicó en un boletín que no existía ninguna investigación”. –¿En ese momento fue un ataque polí- tico, como pudiera serlo ahora contra Go- doy Toscano? –Fue una difamación, un ataque injus- to, pero no tiene nada que ver con esto. (…) Yo estoy ahora trabajando con toda imparcialidad (…) me ha correspondido (…) cuidar muy bien las formalidades del procedimiento, el levantamiento de actas para que las partes que están en el proceso –el Ministerio Público y Godoy– tengan los mismos derechos. –¿Por lo que usted vivió por aquellos señalamientos es que lo puso el PRI en la Sección? –¡No! Le doy la garantía de que eso no tiene ni tuvo nada que ver y doy la ga- rantía a todos los mexicanos de que es un asunto que resolveremos con objetividad e imparcialidad. “El Tony” Madrigal Otro diputado que analizará las pruebas contra Godoy es César Madrigal Díaz, hermano de Marco Antonio Madrigal Díaz, El Tony o El Licenciado, ejecutado en Guadalajara junto con el expresidente municipal de Aquila, Michoacán, Manés Eusebio Velázquez Mora, el 24 de diciem- bre de 2002. EduardoMiranda Zamora. Pasado turbio
  18. 18. 22 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 201022 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 NARCOTRÁFICO En el libro Los capos, las narco-rutas de México, el re- portero de Proceso Ricardo Ravelo cuenta la historia del rancho La Tupitina, en la cos- ta de Michoacán entre Lázaro Cárdenas y Manzanillo. Reve- la que después de tener varios dueños el predio terminó en manos de Velázquez Mora. “Un día Manés Velázquez recibió en el rancho a un per- sonaje a quien entre sus amigos presentó como El Licenciado. Nadie conocía su nombre aun- que sabían que se trataba de un próspero ganadero de Guadalaja- ra que iba a la región a comprar ganado”, escribe Ravelo. Al concluir su gestión, Manés Velázquez dijo en el pueblo que El Licenciado iba a construir un empo- rio turístico en el lugar. Documentos con los que cuenta Proceso muestran que entre diciem- bre de 1999 y 2002 El Licenciado compró partes del rancho La Tupitina a di- versos propietarios, entre ellos al exalcal- de Manés Velázquez. Luego de que ambos fueron ejecutados el Banco Internacional se quedó con los terrenos. Más tarde los adquirió Luis Valencia Cornelio y al final los incautaron las autoridades federales. Ahora son parte de la sede de la XV Re- gión Naval. Según el libro de Ravelo, un día ejecu- taron a nueve empleados de La Tupitina. Alguien robó una tonelada de cocaína y los propietarios de la droga interroga- ron a los trabajadores del rancho; al no obtener respuesta, los asesinaron. Al parecer, El Licenciado conocía detalles de la matanza y dio muchos datos a las autoridades: por ejem- plo, que los asesinos llegaron en un helicóptero Puma, referencias so- bre el lugar donde había sido renta- do el aparato y pormenores acerca de cómo bajaban droga a la zona. “En realidad, El Licenciado (…) sabía que la droga extravia- da era de los hermanos Valencia, puesto que él trabajaba para ellos. Este personaje lavaba dinero y operaba el trasiego de droga en la zona. Tenía buenas conexiones hacia Guadalajara y el norte del país”, se relata en el libro. El 20 de diciembre de 2002, el presidente Vicente Fox visi- tó la comunidad de Colola, en Aquila. Cuando el mandatario vio a El Licenciado, lo saludó: “Quihubo Marco, ¿cómo es- tas?”, y El Licenciado respon- dió: “Bien, señor presidente”. Cuatro días después, Madrigal y Manés Velázquez fueron ejecutados presumiblemente por- que el primero traicionó a losValencia: les robó la cocaína para dársela al cártel del Golfo. Proceso publicó parte de esa historia (número 1347). En respuesta, el diputado César Madrigal, hoy integrante de la Sec- ción Instructora, envió una carta en la que dijo: “Afirmo que las aseveraciones que realizan respecto de mi hermano (…) son totalmente falsas e infundadas, ya que él nunca tuvo un solo problema con autori- dad alguna; es decir, nunca estuvo vincu- lado con ningún expediente judicial en los términos que su semanario publica”. En esta ocasión, Proceso no pudo ubi- car al legislador; sin embargo, el día de la ejecución de El Licenciado la propia PGR admitió que se trató de “un ajuste de cuen- tas” entre bandas del crimen organizado. Sobre la historia de ambos personajes y el hecho de que son ellos quienes valorarán las pruebas contra Godoy, Telma Guajardo aclaró: “Debemos partir del principio de presunción de inocencia, y no me atrevería a decir algo de ellos, porque podría causar un daño moral. Parto del mismo hecho con el diputado Godoy: no puedo decir a partir de una grabación que (…) es culpable, so- bre todo porque él dice que ya tres juzga- dos lo han declarado inocente”. Por lo pronto, Telma Guajardo adelan- tó que la Sección Instructora está autori- zada a solicitar las pruebas de foniatría, la presencia de los testigos protegidos que inculpan a Godoy y el careo con ellos, pero aclaró que eso será determinado por todos los miembros si así lo solicitan los implicados. ● EduardoMiranda Madrigal. “Protector” de los Valencia Documentos comprometedores
  19. 19. A CAYUCAN, VER.- “Yo he tenido miedo, pero nunca a ese nivel. Cuando los hombres encapu- chados me subieron esposa- do a la camioneta, agarramos rumbo a la playa y pensé: ‘Si doblan a la izquierda, me en- tregaron a Los Zetas; si doblan a la derecha, voy a Veracruz, me llevan a Migración’.” Así describe un ciudadano cubano los momentos de terror que vivió antes de ser trasladado al Instituto Nacional de Migra- ción (INM) por encapuchados vestidos de civil que en la camioneta se pusieron ca- misetas con las siglas “INM”. Habían lle- gado por él a las instalaciones de la poli- cía, donde inicialmente lo despojaron de sus pertenencias. Lo sacaron de noche y por la puerta tra- sera. Recuerda que en el trayecto se repor- taron por radio con su jefe. “Decían: ‘Sí, ya lo tenemos’. Un comandante los apura- ba para que llegaran al puerto deVeracruz”. Ahí comenzó su prolongado encie- rro. Primero en la delegación regional del INM en Veracruz y después en la estación migratoria de Acayucan, a 250 kilómetros al sur del puerto y punto estratégico en el paso de migrantes centroamericanos y cu- banos a Estados Unidos. En el tráfico de cubanos, Las mafias dedicadas al tráfico de personas están colu- didas con autoridades policiacas y del Instituto Nacional de Migración para extorsionar a los migrantes que en su ruta hacia Estados Unidos deben pasar por territorio mexicano. Parte importante del “negocio” la constitu- yen los cubanos que desean irse al país del norte, pues cada uno de ellos puede representar ganancias de hasta 10 mil dólares. JORGE CARRASCO ARAIZAGA Y PENILEY RAMÍREZ FERNÁNDEZ * Conocedor de la zona en su intento por ingresar a Estados Unidos, fue detenido en la ruta veracruzana de los migrantes cu- banos que buscan pisar el territorio de ese país y acogerse a la Ley de Ajuste Cuba- no. Más conocida como “Pies secos, pies mojados”, esta ley establece que cualquier cubano que ingrese a jurisdicción estadu- nidense, por vía marítima o terrestre, pue- de recibir la residencia permanente. La llave del sureste EnVeracruz,casitodospasanporAcayucan. Por eso este municipio de 78 mil habitantes es conocido como “la llave del sureste”. Se colusión“Zetas”-autoridadesFoto:Especial Hotel Las Hojitas. Trinchera de policias y agentes 24 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010
  20. 20. ubica en la intersección de la carretera cos- tera del Golfo, la carretera transístmicaAca- yucan-Veracruz, la autopista Cosoleaca- que-La Tinaja (vía para todo el sureste de México) y la carretera Sayula-Ciudad Ale- mán, en el centro del estado. En la central de autobuses de Acayucan puede olerse el miedo entre la gente. Una docena de hombres rapados, con lentes os- curos, de complexión robusta y estatura ma- yor que la del promedio local, vigilan des- pués de cada corrida quién llega.Afuera los espera una camioneta Mitsubishi blanca, sin placas y con vidrios polarizados. Caminan por el pueblo con prepoten- cia, y nadie los molesta. Ni la Policía Fe- deral (PF), cuya sede está a la entrada, ni mucho menos la Estatal y Municipal. Al sur de Acayucan se localiza la esta- ción migratoria. No parece un sitio donde tengan “alojados” o “asegurados”, como in- siste en denominar el INM a los migrantes que esperan un proceso para su deportación. Custodiada por la PF con armas largas, está resguardada también con una extensa y alta barda de concreto que recuerda a una cárcel de alta seguridad. Por dentro, dos aduanas controlan el acceso a la instalación, dispues- ta como búnker para alojar a 800 migrantes. “Los cubanos que llegan aquí es por- que se quedaron sin dinero; si traen 500 dólares es mucho”, dice un exasegurado, quien permaneció más de un mes en la es- tación, tiempo suficiente para enterarse de los movimientos que realizan los oficiales mexicanos. Afirma que los policías federales de ca- minos están en contubernio con los oficia- les de los retenes de Migración. Durante to- do el trayecto piden dinero a los migrantes para dejarlos pasar. “En ese tránsito, los ofi- ciales salen cada noche de las oficinas del INM en el puerto con mochilas vacías y las regresan llenas de dinero”. A esas oficinas, continúa, “por la no- che llegan civiles. Los de Migración les dan cuentas. Ahí también se definen las claves para que los migrantes pasen sin ser detenidos”. Cuenta que cuando salen a los retenes se asignan nombres y cargos: “Tú vas a ser el comandante, tú el licenciado, tú el ma- lo. Se ponen de acuerdo para que la gente diga: ‘Mira, este es el mero mero; este es con el que te tienes que arreglar’. Pero to- dos son del mismo rango”. La libertad tiene precio Para acceder a la estación migratoria de Acayucan es necesaria la autorización del subdirector operativo, Tomás Morales Amador, quien se hace llamar “doctor”, porque es médico veterinario. De baja es- tatura y barba de candado, interroga a los visitantes de los “asegurados”. Con mira- da burlona decide quién puede recibir vi- sitas, quién puede hablar por teléfono o a quién se le entrega el oficio de salida de la estación, documento que otorga 30 días para salir del país. A partir de dos hechos, Acayucan se convirtió en foco de atención durante el úl- timo año. El primero de ellos fue la fuga del cu- bano Luis Miguel López Fibila, de 19 años, en agosto de 2009. Según el INM sólo fue un “intento de fuga”. El segundo ocurrió el pasado 19 de abril, cuando un grupo de más de 30 hombres armados “liberaron” a 13 guatemaltecos. Para llegar a la estación, el grupo, que se movía en convoy, debió pa- sar por la comandancia de la PF. APphoto/IsraelLeal Foto:“ImagendeVeracruz” “En Acayucan se huele el miedo” Zona de “alojamiento” de migrantes MIGRACIÓN 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 25
  21. 21. De acuerdo con el testimonio del exre- sidente de la estación, “el doctor Tomás es quien opera todo. El cubano que se escapó le dio 11 mil dólares. Le abrieron la puer- ta a las 6:00 de la tarde, y como a las 10:00 de la noche reportaron la fuga. Salieron a buscarlo para hacer el show, pero se había ido desde mucho tiempo antes; una camio- neta vino por él”. Otros internos y empleados del INM en Veracruz aseguran que en la actualidad el negocio más jugoso en la estación mi- gratoria de Acayucan es el cobro de has- ta 10 mil dólares por los oficios de salida a más de 50 oriundos de la India retenidos en semanas recientes. Pagan porque creen que cubren la multa por haber entrado ile- galmente a México. A pesar de la importancia de Acayu- can para el tráfico de personas y extorsión a migrantes, la Procuraduría General de la República (PGR) sólo tiene en el área un comandante y dos agentes. “Cubren” 13 municipios, con más de 350 mil habitantes, en los que además hay intenso tráfico de drogas, robo a los ductos de Pemex y otras actividades que a lo largo de una década ha realizado la delincuencia organizada. Según datos de esa dependencia, cada año se abren unas 60 averiguaciones pre- vias por delitos federales. De ésas, unas 15 son por tráfico de personas, a pesar de que cada día pasan por el lugar unos 50 migran- tes centroamericanos y 20 cubanos, en pro- medio. Las averiguaciones previas por ese delito son resultado de las detenciones del Ejército, no del INM, pues este organismo sólo puede detener personas en flagrancia. De los detenidos en la estación migra- toria, 90% es de origen centroamericano. Estimaciones del instituto indican que só- lo 30% de los cubanos que pasan porVera- cruz son detectados y asegurados. Pero las cifras pueden ser mucho menores. Las estadísticas De acuerdo con el Servicio de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés), de 2005 a agosto de este año ingresaron 46 mil 723 cubanos a Estados Unidos desde México. Según el sitio ofi- cial del INM, en el mismo periodo aseguró a 9 mil 807 cubanos; es decir, alrededor de 20% de los que ingresaron a Estados Uni- dos por territorio mexicano. El mercado para la extorsión es muy grande. Testimonios de cubanos, aboga- dos y organizaciones no gubernamentales evidencian que el pago por cada migrante es, en promedio, de 10 mil dólares. Eduardo Matías López Ferrer, abogado de la Asociación Cívica Cubano Mexicana –quien durante más de una década se ha de- dicado a regularizar la situación de los cu- banos migrantes para seguir hacia Estados Unidos o quedarse en México–, sostiene que además de la delincuencia organizada, en el INM hay mecanismos de corrupción para quitar a los migrantes todo su dinero. Asevera que la corrupción se encuen- tra lo mismo en las estaciones migratorias que en las oficinas centrales del INM en la Ciudad de México. Un ejemplo de ello es el caso deYanisleidys Pineda Nápoles y de su pareja Alexander Castillo Valdés, quie- nes el 29 de abril pasado fueron detenidos en el puente internacional de Nuevo Lare- do por un incidente de tránsito. Desde en- tonces están detenidos. Entrevistados en la estación migrato- ria de Las Agujas, en Iztapalapa, a don- de los trasladaron desde hace dos meses, cuentan que el subdelegado local del INM en Nuevo Laredo, Sergio Octavio García Barba, les pidió 8 mil dólares para darles un oficio de salida. No pagaron por falta de dinero. El funcionario entonces inten- tó que firmaran un oficio de “deportación voluntaria” y desapareció la ficha consular que los acreditaba como ciudadanos cuba- nos. Después los amenazó con entregarlos a Los Zetas. López Ferrer les tramitó un amparo contra la deportación.Y Alexander comen- ta: “A partir del amparo, todos los días nos sacaban de las celdas para hablar por telé- fono con ‘el licenciado Molina’. Nos co- municaban en un teléfono distinto al que usaba el resto de los migrantes”. Agrega que esta persona se presenta- ba como “funcionario de Polanco” en las oficinas del INM en la Ciudad de México y les pedía dinero para dejarlos salir. Ase- guraba que “tenía los expedientes y podía decidir si nos sacaban o nos deportaban”. Los bloqueos Organizaciones como Amnistía Interna- cional y Sin Fronteras coinciden en que esas formas de corrupción y de extorsión se han derivado de las medidas discrimi- natorias hacia los migrantes cubanos que OctavioGómez López Ferrer. En el INM, corrupción por doquier El tortuoso camino de los migrantes 26 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010
  22. 22. comenzó el gobierno deVicente Fox y que han continuado con el de Felipe Calderón. Tales medidas se expresaron, inicial- mente, en circulares exclusivas para el trato de los cubanos, y después, en el Memorán- dum de entendimiento, firmado por Méxi- co y Cuba el 20 de octubre de 2008 para el control del flujo migratorio, el cual deja a Cuba la decisión de aceptar a sus naciona- les detenidos en México. La entonces comisionada del INM, Cecilia Romero Castillo –ahora aspirante a la presidencia del PAN–, siguió la ten- dencia restrictiva y discrecional hacia los migrantes cubanos iniciada por el gobier- no de Fox a través del subsecretario de Po- blación y Asuntos Migratorios, Armando Salinas Torre; esas acciones detonaron el millonario negocio de la extorsión. Las circulares dirigidas a los cubanos establecieron multas de 10 mil pesos por cada una de las violaciones a la Ley Gene- ral de Población, y en 2007 se fijaron en 5 mil pesos, a pesar de que antes iban de 300 a 5 mil para todos los migrantes asegura- dos de cualquier nacionalidad. La discriminación y la corrupción se ampliaron con el Memorándum de enten- dimiento al crear la condición de deporta- bles, la cual incluye a aquellos que, en su calidad de disidentes políticos, al ser re- tornados a Cuba son encarcelados. Por Acayucan han pasado algunos a quienes se les ha aplicado esa disposición del Código Penal cubano, luego de que la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugia- dos (Comar) se ha negado a acogerlos. La puesta en marcha del acuerdo mi- gratorio está bajo revisión del Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred), no sólo por esos efectos, sino asimismo por la decisión de las partes de “reservarse el derecho de no admitir devo- luciones” de sus ciudadanos. Diana Martínez, responsable de Coor- dinación de Atención y Servicios de Sin Fronteras, asegura que el INM también ha bloqueado solicitudes de asilo políti- co ante la Comar al no informarles sobre el ejercicio de ese derecho reconocido en la legislación internacional. Asegura que México viola la Convención de la ONU sobre el Estatuto de Refugiados y la De- claración de Cartagena de la OEA que am- plía el derecho a pedir asilo. A partir de la información proporcio- nada por cientos de cubanos que han pasa- do por su oficina, el abogado López Ferrer tiene identificadas las diferentes formas de extorsión: “La primera, en el retén de la Policía Federal, del INM o lo que sea. Ahí pagan y los dejan seguir. La segun- da es dentro de la estación migratoria. Una más, cuando a los migrantes se les ubica como deportables y entonces sus familia- res en Estados Unidos mandan dinero pa- ra que los liberen”. El abogado asegura que la extorsión también ocurre cuando un familiar o un amigo del migrante contacta directamen- te a la Coordinación de Control y Verifi- cación, sin que el ciudadano cubano toque la estación migratoria. Esa oficina, agrega, también reporta menos nombres de lo que debe de ciudadanos cubanos para la elabo- ración de las fichas consulares. De esa ma- nera se cobra a quienes no fueron reporta- dos al consulado de Cuba en México. “Lo que hemos detectado tanto noso- tros como el Órgano Interno de Control del INM –dependiente de la Secretaría de la Función Pública– es que casi siempre la corrupción se concentra en las oficinas ju- rídicas, que están en contacto con Control y Verificación”, precisa. El control por parte de esa oficina se originó cuando el INM quitó a las estacio- nes migratorias la potestad de resolver en torno a la nacionalidad cubana y la con- centró en la Coordinación de Control y Verificación, a cargo de José Antonio Ro- bles Urquiza. Las quejas de los cubanos no han tenido mayor eco en la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), que no sólo asegura tener pocos casos de violaciones a los derechos humanos de cubanos en Méxi- co en la última década, sino que ha evita- do pronunciarse sobre los procedimientos de operación del INM. Incluso admite que México ha expulsado a cubanos con base en circulares internas del INM. *Reportera del diario Imagen de Veracruz. MIGRACIÓN 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 27
  23. 23. ÁLVARO DELGADO E n pleno declive del gobierno de Felipe Calderón, cuando ya se inició el proceso sucesorio de 2012, la situación del PAN es aciaga: sin identidad, some- tido a decisiones cupulares, enfermo de corrupción, abu- sos e impunidad, como el caso de César Nava, así como falto de líderes y con profusas divisiones e intrigas entre sus diversas facciones, aun en la dominante… En suma, a 10 años de ejercer el go- bierno federal, el PAN está pervertido. “Dicen que se pervirtió por razones de po- der. No, se pervirtió por chambismo. Son dos cosas diferentes: el poder es servi- cio; el chambismo es egoísmo en favor de uno nada más”, sentencia el senador César Leal Angulo. Veterano panista, amigo desde la ju- ventud del Maquío Manuel Clouthier y a quien un sector del PAN le da condición de ideólogo, Leal admite que el PAN se ha “deformado en muchos aspectos” y “nun- ca como ahora había tenido esta crisis de resquebrajamiento interno ni de duda de su propia doctrina política”. El PAN, evalúa, vive una crisis de uni- dad y de congruencia: “Habíamos perma- necido en una ruta de pensamiento cristia- no de origen humanista y nos empezamos a salir y a confundir al PAN con una espe- cie de pandilla por los puestos”. En este contexto se ha iniciado la con- tienda entre Gustavo Madero Muñoz, Ce- cilia Romero Castillo, Francisco Ramírez Acuña, Judith Díaz Delgado, Roberto Gil Zuarth y eventualmente Iván Manjarrez, confeso militante de El Yunque, de entre los que surgirá el cuarto presi- dente del PAN en cuatro años de go- bierno de Calderón. Cecilia Romero, la primera mu- jer que se inscribió para presidir el partido en el que milita desde 1982, no vacila en describir la condición actual del PAN: “El diagnóstico es crudo, pero real: se ha corrompido por la búsqueda de posiciones”. Sometida a la crítica tras la matanza de 72 indocumentados –y cuya responsabili- dad no admite “ni por omisión”– e identifi- cada como la candidata de la organización ultraderechista ElYunque, que mantiene un pacto con Calderón, Romero cree urgente unir a su partido, pero de verdad. “Creemos que la unidad se edifica a partir de concertación previa, de plancha- zos, de decisiones cupulares para una sola candidatura o una sola posición, y ahí es- tá el meollo del problema: la unidad no se construye con silencios agachones ni con Octavio Gómez Octavio Gómez Germán Canseco Octavio Gómez Gil Zuarth Ramírez Acuña Romero Madero 28 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010
  24. 24. La pugna por dirigir el Partido Acción Nacional –que se decidirá mediante votación de consejeros el 4 de diciem- bre– se mezcló, previsiblemente, con el forcejeo de los grupos de poder por imponer al candidato presidencial para 2012. El veterano militante César Leal lamenta que su partido esté en manos de “chambistas”, y el diputado federal Manuel Clouthier Carrillo denuncia que persiste el afán de Felipe Calderón por imponer al líder, como lo hizo con Germán Martínez y César Nava. Los propios aspiran- tes a encabezar el partido –como Cecilia Romero– diag- nostican que está “pervertido” y “corrupto”. sición de Germán Martínez y César Nava. Sólo dos de los cinco aspirantes –que por cierto lo apoyaron desde su precampa- ña en 2005– han tratado de tomar distan- cia de Calderón, quien les garantizó, afir- man, una imparcialidad en la contienda que no había desde que, en 2005, fue elec- to Manuel Espino, hoy sometido a un pro- ceso de expulsión y que dice estar presen- te a través de unos 80 consejeros. En su registro, el primero de los cinco, el senador Madero, parafraseó a Manuel Gó- mezMorín,fundadordelPANychihuahuen- se como él: “Acción Nacional nunca se casa- rá con un régimen ni aun con el que pudieran formar hombres suyos allegados al poder”. Y añadió: “La relación óptima entre nuestro partido y nuestros gobiernos se define por la máxima colaboración posible, pero ninguna subordinación admisible”. Ramírez Acuña, cuya relación con Calderón se enfrió al removerlo como se- cretario de Gobernación y que ahora tiene el respaldo de los presidenciables Josefina Vázquez Mota y Santiago Creel, advirtió: “Nuestro partido no es pertenencia de un grupo político”. arriar banderas sin haberlas defendido. La unidad construida a partir de componen- das y de reparto es un disfraz de unidad.” En esta disputa por el control del PAN, que concluirá con la elección en el Con- sejo Nacional, el 4 de diciembre, gravi- ta la influencia de Felipe Calderón, quien controla una mayoría relativa de los 381 miembros del máximo órgano partidis- ta de dirección, que antes avaló la impo- POLÍTICA 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010 29
  25. 25. Que ya regresa… VERÓNICA ESPINOSA P URÍSIMA DE LA BARRANCA, GTO.- La hacienda de La Barran- ca, propiedad de Diego Fernán- dez de Cevallos, volvió a llenarse de empleados… Es gente que se afana arreglando jardines y termi- nando los trabajos que quedaron interrumpi- dos en el interior de la finca tras la desapa- rición del excandidato presidencial, hace ya 23 semanas. El ánimo es otro. Circula entre ellos, al igual que en otras propiedades del abogado, el aviso de que “el patrón va a regresar en noviembre”, y esta misma versión ha llegado hasta Alonso Lan- deros, presidente municipal de Pedro Esco- bedo, Querétaro. El jueves 14, el periódico El Universal des- tacó en su primera plana que, según fuentes cercanas a la familia del Jefe Diego, el rescate exigido por sus presuntos secuestradores ya fue entregado, y que éstos establecieron un plazo de 40 días para liberarlo. Agregaron que se habrían pagado más de 20 millones de dólares por su liberación, cantidad reunida entre la familia y amigos de Fernández de Cevallos. Sin embargo, otras fuentes consideran que no se pagó nada, y otras más, que la cobertura del rescate fue de 50 millones de dólares, la cifra que inicialmente exigieron los presuntos plagiarios en los mensajes que se hicieron llegar directamente a Diego Fernán- dez de Cevallos Gutiérrez, hijo del excandi- dato presidencial, a quien se responsabilizó de la negociación y quien ha guardado silen- cio sobre este proceso, incluso ante las her- manas y hermanos de su padre. Entre las filtraciones y los escasos co- mentariosquealgunosamigosyfamiliaresde FernándezdeCevallosdeslizanalosreporte- ros –aún sin atreverse a ser identificados–, el miércoles 20 el alcalde de Pedro Escobedo, Querétaro, el panista Alonso Landeros Tejei- ra, rompió el silencio. –¿Qué información tiene sobre el secues- tro de Diego? Hay versiones de que pronto será liberado –lo abordaron periodistas. –Sé lo que dicen en los medios y los traba- jadores de su rancho: por un lado, que en los primerosdíasdenoviembreestaremosviendo allicenciadoDiegodenuevo.Esomedicenlos trabajadores; a mí me da mucho gusto por esa noticia; no sé si sea verdad… En fin, es lo que escuchamos y es lo que me comentan. “Comentan también que no hubo nece- sidad de vender absolutamente ningún ran- cho. También esa es una ventaja. También lo dicen los trabajadores, que son los que siguen ahí laborando. Creo que hay cierta verdad en eso.” –¿Quiere decir que no pidieron recursos en exceso, digamos comparativamente con lo que tiene la familia de Diego? –No sabría decirte. La verdad es que desconozco qué tantos recursos tienen. En fin, no sabría decirte si los pagaron o no. Es solamente lo que he escuchado de los trabajadores. Luego, el alcalde Landeros insistió en que, según empleados de los ranchos que Fernández de Cevallos y sus hijos poseen en ese municipio –de los cuales por lo menos se conocen cinco, incluyendo La Cabaña, de donde fue raptado–, “no se pagó nada” por el rescate y que “finalmente el licenciado Diego estará de nuevo con su familia en su casa”. Lo cierto es que en los más de cinco me- ses que se han cumplido desde la desapari- ción del exsenador no se han efectuado mo- vimientos de compraventa, hipoteca o algún tipo de fianza o garantía sobre los ranchos y haciendas que aparecen a nombre de Diego Fernández de Cevallos y de sus hijos. En una consulta realizada el martes 19 en el Registro Público de la Propiedad de Que- rétaro, Proceso corroboró que prácticamente no hay anotaciones nuevas desde la adquisi- ción de las propiedades por parte del exse- nador, varias de las cuales de inmediato puso a nombre de sus hijos, como ocurrió con La Cabaña (antes conocida como La Bolsa), que aparece a nombre de su hija Claudia. Como sea, en los ranchos del Jefe Diego las labores han vuelto a la normalidad, des- pués de varias semanas de incertidumbre y abandono. En El Estanco, el rancho principal de la zona, se oferta alfalfa en todas sus mo- dalidades, mientras que en la puerta lateral fue colocado un letrero: “Se solicita personal con solicitud elaborada”. El optimismo Claudia Fernández de Cevallos Gutiérrez, hija de Diego, no ha dejado de atender la ad- ministración de esta hacienda, conocida sólo como La Barranca, donde las llamas, los ve- nados y los pavorreales que llevó al lugar su padre suelen pasear por los amplios jardines. De acuerdo con trabajadores consulta- dos por Proceso, a Claudia “le ha cambiado el ánimo. Ya se le ve mucho más tranquila. Desde que se llevaron al patrón siempre es- taba bien triste”. Losencargadosdelaslaboresenlahacien- da también han comunicado a algunos de los empleados que pronto serán terminadas las viviendas que Fernández de Cevallos dispu- so edificar para ellos, en el acuerdo por el cual aceptaron mudarse de las casitas que ocu- paban justo frente a la casona de la hacienda, puesto que el patrón quería “más privacidad”. “Nos dicen que lo vamos a tener ya para finales de noviembre o principios de diciem- bre;ojaláqueestéparalafiestadelaPurísima 30 1773 / 24 DE OCTUBRE DE 2010

×