Historiografia y objeto de la historia
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×
 

Relacion de la historiografía con el objeto de la Historia

Relacion de la historiografía con el objeto de la Historia

Statistics

Views

Total Views
14,869
Views on SlideShare
14,366
Embed Views
503

Actions

Likes
2
Downloads
197
Comments
1

4 Embeds 503

http://servicioselearning.net 271
http://cepatetuancivilizaciones.blogspot.com 153
http://www.cepatetuancivilizaciones.blogspot.com 62
http://localhost 17

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Microsoft PowerPoint

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

Historiografia y objeto de la historia Historiografia y objeto de la historia Presentation Transcript

  • 4. Historiografía y perspectiva: el objeto de la historia Síntesis elaborada por Msc. Lilly Soto Vásquez
    • La historia no tiene más remedio que seguir la tendencia a la especialización que tiene cualquier disciplina científica.
    • El conocimiento de toda la realidad es epistemológicamente imposible, aunque el esfuerzo de un conocimiento transversal , humanístico , de todas las partes de la historia, es exigible a quien verdaderamente quiera tener una visión correcta del pasado.
    • Así pues la historia debe segmentarse no sólo porque el punto de vista del historiador esté contaminado de subjetividad e ideología, como habíamos visto, sino porque necesariamente debe optar por un punto de vista, al igual que un científico , si quiere observar su objeto , debe optar por utilizar un telescopio o un microscopio (o, de forma menos grosera, qué tipo de lente va a aplicar). :
    • Con el punto de vista se determina la selección de la parte de la realidad histórica que se toma como objeto, y que sin duda dará tanta información sobre el objeto estudiado como sobre las motivaciones del historiador que estudia.
    • Esa visión sesgada puede ser inconsciente o consciente, asumida con más o menos cinismo por el historiador, y es distinta para cada época, para cada nacionalidad, religión, clase o ámbito en el que el historiador quiera situarse.
    • La inevitable pérdida que supone la segmentación, se compensa con la confianza en que otros historiadores harán otras selecciones, siempre sesgadas, que deben complementarse.
    • La pretensión de conseguir una perspectiva holística , como pretende la historia total o la historia de las Civilizaciones , no sustituye la necesidad de todas y cada una de las perspectivas parciales como las que se tratan a continuación:
  • 4.1 Sesgos temporales
    • Los sesgos temporales van desde las periodizaciones clásicas Prehistoria , Historia , Edad Antigua , Edad Media , Edad Moderna o Edad Contemporánea , hasta las historias por siglos, reinados, etc.
    • La periodización clásica (ver su justificación en « División del tiempo histórico ») es discutible tanto por la necesidad de periodos de transición y solapamientos, como por no representar periodos coincidentes para todos los países del mundo (por lo que ha sido acusada de eurocéntrica ).
  • El punto de vista eurocéntrico: ¿nos perturba un mapa «boca abajo»?
  • Los Anales
    • Los anales fueron uno de los orígenes de la fijación de la memoria de los hechos históricos en muchas culturas (véase en su artículo y más abajo en Historiografía de Roma ).
  • Las crónicas
    • Las crónicas (que ya en su nombre indican la intención del sesgo temporal) son usadas como reflejo de los acontecimientos notables de un periodo, habitualmente un reinado (véase en su artículo y más abajo en Historiografía de la Edad Media e Historiografía española medieval y moderna ).
  • La Arcontologóa
    • La arcontología sería la limitación del registro histórico a la lista de nombres que ocupaban determinados cargos de importancia ordenados cronológicamente.
    • De hecho, la misma cronología , disciplina auxiliar de la historia , nace en muchas civilizaciones asociada al cómputo del tiempo pasado que se fija en la memoria escrita por los nombres de los magistrados, como ocurría en Roma , donde era más corriente citar un año por ser el de los cónsules tal y cual.
  • Antiguo Egipto, Piedra de Palermo, . Canon Real de Turín, dinastías
    • En el Antiguo Egipto , la datación del tiempo se hizo por años ( Piedra de Palermo ), años, meses y días de reinado del faraón ( Canon Real de Turín ), o dinastías ( Manetón ).
    • Es muy significativo que en las culturas no históricas, que no fijan mediante la escritura la memoria de su pasado, es muy frecuente no plantearse la duración concreta del tiempo pasado más allá de unos pocos años, que pueden ser incluso menos que los que dura una vida humana. 15
    • Todo lo que ocurre fuera de ello sería «hace mucho tiempo», o en «tiempo de los antepasados », que pasa a ser un tiempo mítico , ahistórico. 16
  • El tratamiento cronológico
    • El tratamiento cronológico es el más usado por la mayor parte de los historiadores, pues es el que corresponde a la narración convencional, y el que permite enlazar las causas pasadas con los efectos en el presente o futuro.
  • Sincrónico o Diacrónico
    • No obstante, se emplea de distinta manera: por ejemplo, el historiador siempre tiene que optar por un tratamiento sincrónico o diacrónico de su estudio de los hechos, aunque muchas veces hacen sucesivamente uno y otro.
  • Tratamiento diacrónico
    • El tratamiento diacrónico estudia la evolución temporal de un hecho, por ejemplo: estudiaría la formación de la clase obrera en Inglaterra a lo largo de los siglos XVIII y XIX)
  • Tratamiento sincrónico
    • El tratamiento sincrónico se fija en las diferencias que el hecho histórico estudiado tiene al mismo tiempo pero en diferentes planos, por ejemplo: compararía la situación de la clase obrera en Francia e Inglaterra en la coyuntura de la revolución de 1848 (ambos ejemplos están tomados de E. P. Thompson ) 17
  • Periodos especialmente atractivos
    • Periodos o momentos especialmente atractivos para los historiadores terminan convirtiéndose, por la intensidad del debate y el volumen de la producción, en verdaderas especialidades, como la historia de la Guerra Civil Española , la historia de la Revolución francesa , la soviética o la americana .
  • De la larga duración al acontecimiento
    • También son de consideración las diferentes concepciones del tiempo histórico , que según Fernand Braudel van desde la larga duración al acontecimiento puntual, pasando por la coyuntura .
  • 4.2. Sesgos metodológicos: las fuentes no escritas
  •  
    • Para el caso del periodo prehistórico, la radical diferencia de fuentes y método (así como la división burocrática de las cátedras universitarias) la hacen ser una ciencia muy distante de la que hacen los historiadores, sobre todo cuando tales fuentes y método se prolongan, dando primacía al uso de las fuentes arqueológicas y el estudio de la cultura material en periodos para los que ya hay fuentes escritas , hablándose entonces no de la Prehistoria , sino propiamente de la arqueología con sus propias periodizaciones arqueología clásica , arqueología medieval , incluso arqueología industrial .
    • Menor diferencia pude hallarse con el uso de las fuentes orales en lo que se conoce con el nombre de historia oral .
    • No obstante, hay que recordar lo ya dicho (véase más arriba sesgos temporales ) sobre la primacía de las fuentes escritas y lo que éstas determinan la ciencia historiográfica y la propia conciencia de la historia en su protagonista -que es toda la humanidad-.
  • 4.3 Sesgos espaciales
    • Como la historia continental , historia nacional , historia regional .
    • El papel de la historia nacional en la definición de las propias naciones es innegable (para España, por ejemplo, desde las Crónicas medievales hasta la historia del Padre Mariana (véase nacionalismo , nación española ).
    • Puede también verse, en este mismo artículo ( historia de la historia ), cómo se agrupan separadamente los historiadores por nacionalidad, además de por época o tendencia.
    • La geografía dispone de conceptos no más potentes pero sí menos arbitrarios, que han permitido edificar la prestigiosa rama de la geografía regional .
    • La historia local es sin duda la de más fácil justificación y validez universal, siempre que supere el nivel de la simple erudición (que al menos siempre servirá como fuente primaria para obras de mayor ambición explicativa).
  • 4.4 Sesgos temáticos
    • Son los que darían paso a una historia sectorial , presente en la historiografía desde muy antiguo, como ocurre con:
    • la historia política , reducida a historia evenemencial o categorizada en la historia de las instituciones , la Historia de los sistemas políticos , la historia del Derecho o la Historia militar ;
    • la historia económica , a veces hermanada con la historia social , que no obstante, puede también entenderse como Historia del movimiento obrero o una más universal historia de los movimientos sociales ;
    • la historia de la Iglesia , tan antigua como ella misma, o la historia de las religiones , nacida por la necesidad de hacer su estudio comparado;
    • la historia del arte , con precedentes en la Antigüedad clásica con la valoración de su producción artística y la de su pasado, pero establecida propiamente en el Renacimiento y sobre todo con el Neoclasicismo ;
    • más reciente que éstas, pero englobándolas en cierto modo, la historia de las ideas , que puede incluir las creencias , las ideologías o la historia de la ciencia y de la técnica y con ellas subdividirse hasta el infinito: la historia de las doctrinas económicas , la historia de las doctrinas políticas ...
    • Una manera de preguntarse cuál es el objeto de la historia es elegir qué merece ser conservado en la memoria , cuáles son los hechos memorables. ¿Lo son todos, o lo son sólo los que cada historiador considera trascendentales? En la lista anterior tenemos las respuestas que cada uno puede dar.
    • Algunas de estas denominaciones encierran no una simple parcelación, sino visiones metodológicas opuestas o divergentes, que se han multiplicado en el último medio siglo. La historia es hoy más plural que nunca antes, escindida en multitud de especialidades, tan fragmentada que muchos de sus ramas no se comunican entre ellas, sin ver sujeto ni objeto común:
    • la microhistoria , que se interesa en la especificidad de los fenómenos sociales desde una perspectiva que ha sido comparada con la lupa de aumento;
    • la historia de la vida cotidiana , que desde una selección similar del objeto, abre después el campo de visión buscando la generalización;
    • la historia desde abajo , centrada en los grupos sociales desfavorecidos, invisibilizados en la mayor parte de los registros históricos habituales;
    • la historia de las mujeres o los llamados estudios de género , como muchas historias transversales , que a veces pueden englobarse como historia de las minorías , o disgregarse temáticamente como la historia de la sensibilidad , la historia de la sexualidad , etc.;
    • modificaciones de la historia económica como la cliometría o la historia de la empresa ;
    • la historia cultural , que registra un nuevo impulso tras varios decenios;
    • la historia del tiempo presente , creada en los años 1980 y que se interesa en las grandes rupturas de nuestra época;
    • utilizados estudios de genética poblacional ;
    • la climatología y la genética junto a otras disciplinas, se están dejando notar más recientemente en el debate historiográfico, a través de la historia ambiental o ecohistoria, los cada vez más
  • James Frazer , autor de La rama dorada (1890-1922), un clásico de la antropología que cambió la manera de ver la historia.
  • 4.4.1 Ciencias auxiliares de la historia
    • La fragmentación del objeto histórico puede inducir, en algunas ocasiones, a una limitación muy forzada de la perspectiva historiográfica. Llevada a un extremo, se puede reducir la historia a la ciencia auxiliar de la que se sirve para encontrar explicación a los hechos del pasado, como la economía , la demografía , la sociología , la antropología , la ecología .
    • En otras ocasiones, la limitación del campo de estudio produce realmente un género historiográfico :
  • 4.4.2 Géneros historiográficos
    • Puede señalarse que hay géneros historiográficos que participan de la historia pero pueden llegar a alejarse más o menos de ella: un extremo lo ocuparían los terrenos de la ficción que ocupa la novela histórica , cuyo valor desigual no empaña su importancia.
    • Otro extremo lo ocuparían la Biografía y un género anejo, sistemático y extraordinariamente útil para la historia general como es la Prosopografía . Vinculada con la historia desde el comienzo del registro escrito, una de las principales preocupaciones a la hora de fijar los datos fue lo que hoy llamamos Arcontología (listas de reyes y dirigentes).
  • Clío , la musa de la historia, por Pierre Mignard (1689)
  • 4.5 Corrientes historiográficas: el sujeto de la historia
    • De una manera más declarada, las corrientes historiográficas suelen explicitar su metodología de forma combativa, como el Providencialismo de origen cristiano (no hay que olvidar, que además de la tradición historiográfica griega de Heródoto o Tucídides , el origen de nuestra historiografía es la historia sagrada ), o el Materialismo histórico de origen marxista (que triunfó en los ambientes intelectuales y universitarios europeo y americano a mediados del siglo XX , quedando adormecido al menos desde la caída del muro de Berlín ). 18
    • A veces las etiquetación de las corrientes es obra de sus detractores, con lo que los historiadores en ellas encasillados pueden o no estar conformes con la manera en que quedan definidos. Tal cosa podría decirse del mismo providencialismo, pero sería más propio para corrientes más modernas, como el positivismo burgués, la historia evenemencial (de los acontecimientos), etc.
    • Interpretar la historiografía como parte del ambiente intelectual de la época en que surge es siempre necesario.
    • Toda producción cultural es dependiente del modelo cultural existente, llámese a esto la moda, del estilo o el paradigma dominante en arte o filosofía; y es evidente que el registro de la historia es una producción cultural.
    • La deconstrucción , el pensamiento débil o la posmodernidad , conceptos de finales del siglo XX, han sido la incubadora de la presente deconstrucción de la historia, que para algunos sólo es una narración. 19
    • Una buena manera de distinguir la interpretación de la historia que tiene una corriente historiográfica es preguntarse a qué considera sujeto histórico o el protagonista verdadero de la historia.
  • 4.5.1. Agrupaciones de historiadores
    • Grupos de historiadores que comparten metodología (y se autopromocionan conjuntamente con el potente mecanismo publicación - cita ) surgen a veces en torno a revistas, como la francesa Escuela de Annales (ver en este mismo artículo), la inglesa Past and Present o la italiana Quaderni Storici ; grupos de investigación o las propias cátedras universitarias, que son la cúspide de la reproducción de las élites historiográficas, a través del clientelismo y el reconocimiento entre pares ( peer review ).