Elvira,magaly ruth y eduardo

1,060 views
930 views

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
1,060
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
1
Actions
Shares
0
Downloads
24
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Elvira,magaly ruth y eduardo

  1. 1. GUÍA DE APRENDIZAJEObjetivo: La presente guía a trabajar es una ayuda para que puedas desarrollar las competencias en elplano de la comprensión lectora y auditiva, llevándote a reflexionar y expresar tus ideas entorno al tema de la familia y valorar tu propio entorno familiar.Clase Nº1 (90’)(Al inicio de la clase y como introducción a la unidad se le entrega a cada uno de losalumnos tarjetas con frases alusivas a la relación padre-hijo).Actividades: 1. Lee y reflexiona la frase contenida en tu tarjeta, comparte con tus compañeros de grupo. 2. Un representante de cada grupo expone las ideas compartidas en el grupo a través de un plenario. 3. Escucha atentamente la canción de Piero “Mi viejo” y luego reúnete con tuscompañeros.VIEJO MI QUERIDO VIEJOEs un buen tipo mi viejoQue anda solo y esperandoTiene la tristeza largade tanto venir andando yo lo miro desde lejos pero somos tan distintos es que creció con el siglo con tranvía y vino tintoviejo mi querido viejoahora ya camina lerdocomo perdonando al vientoyo soy tu sangre mi viejosoy tu silencio y tu tiempoEl tiene lo ojos buenosy una figura pesadala edad se le vino encimasin carnaval ni comparsayo tengo los años nuevos y el hombre los años viejos el dolor lo lleva adentroy tiene historias sin tiempoviejo mi querido viejo ahora ya camina lerdocomo perdonando al vientoyo soy tu sangre mi viejo soy tu silencio y tu tiempoyo soy tu sangre mi viejo yo... soy tu silencio y tu tiempo …
  2. 2. 4.- Lee comprensivamente el siguiente texto. El Padre (Olegario Lazo Baeza)Un viejecito de barba larga y blanca, bigotes enrubiecidos por la nicotina, manta roja, zapatos de taco alto,sombrero de pita y un canasto al brazo, se acercaba, se alejaba y volvía tímidamente a la puerta del cuartel. Quisointerrogar al centinela, pero el soldado le cortó la palabra en la boca, con el grito:-¡Cabo de guardia!El suboficial apareció de un salto en la puerta, como si hubiera estado en acecho.Interrogado con la vista y con un movimiento de la cabeza hacia arriba, el desconocido habló:-¿Estará mi hijo?El cabo soltó la risa. El centinela permaneció impasible, frío como una estatua de sal.-El regimiento tiene trescientos hijos; falta saber el nombre del suyo repuso el suboficial.-Manuel… Manuel Zapata, señor.El cabo arrugó la frente y repitió, registrando su memoria:-¿Manuel Zapata…? ¿Manuel Zapata…?Y con tono seguro:-No conozco ningún soldado de ese nombre.El paisano se irguió orgulloso sobre las gruesas suelas de sus zapatos, y sonriendo irónicamente:-¡Pero si no es soldado! Mi hijo es oficial, oficial de línea…El trompeta, que desde el cuerpo de guardia oía la conversación, se acercó, codeó al cabo, diciéndole por lo bajo:-Es el nuevo, el recién salido de la Escuela.-¡Diablos! El que nos palabrea tanto…El cabo envolvió al hombre en una mirada investigadora y, como lo encontró pobre, no se atrevió a invitarlo alcasino de oficiales. Lo hizo pasar al cuerpo de guardia.El viejecito se sentó sobre un banco de madera y dejó su canasto al lado, al alcance de su mano. Los soldados seacercaron, dirigiendo miradas curiosas al campesino e interesadas al canasto. Un canasto chico, cubierto con unpedazo de saco. Por debajo de la tapa de lona empezó a picotear, primero, y a asomar la cabeza después, unagallina de cresta roja y pico negro abierto por el calor.Al verla, los soldados palmotearon y gritaron como niños:-¡Cazuela! ¡Cazuela!El paisano, nervioso por la idea de ver a su hijo, agitado con la vista de tantas armas, reía sin motivo y lanzabaatropelladamente sus pensamientos.-¡Ja, ja, ja!… Sí, Cazuela…, pero para mi niño.Y con su cara sombreada por una ráfaga de pesar, agregó:-¡Cinco años sin verlo…!Mas alegre rascándose detrás de la oreja:-No quería venirse a este pueblo. Mi patrón lo hizo militar. ¡Ja, ja, ja…!
  3. 3. Uno de guardia, pesado y tieso por la bandolera, el cinturón y el sable, fue a llamar al teniente.Estaba en el picadero, frente a las tropas en descanso, entre un grupo de oficiales. Era chico, moreno, grueso, devulgar aspecto.El soldado se cuadró, levantando tierra con sus pies al juntar los tacos de sus botas, y dijo:-Lo buscan…, mi teniente.No sé por qué fenómeno del pensamiento, la encogida figura de su padre relampagueó en su mente.Alzó la cabeza y habló fuerte, con tono despectivo, de modo que oyeran sus camaradas:-En este pueblo…, no conozco a nadie…El soldado dio detalles no pedidos:-Es un hombrecito arrugado, con manta… Viene de lejos. Trae un canastito…Rojo, mareado por el orgullo, llevó la mano a la visera:-Está bien… ¡Retírese!La malicia brilló en la cara de los oficiales. Miraron a Zapata… Y como éste no pudo soportar el peso de tantosojos interrogativos, bajó la cabeza, tosió, encendió un cigarrillo, y empezó a rayar el suelo con la contera de susable.A los cinco minutos vino otro de guardia. Un conscripto muy sencillo, muy recluta, que parecía caricatura de laposición de firmes.A cuatro pasos de distancia le gritó, aleteando con los brazos como un pollo:-¡Lo buscan, mi teniente! Un hombrecito del campo… dice que es el padre de su mercé…Sin corregir la falta de tratamiento del subalterno, arrojó el cigarro, lo pisó con furia, y repuso:-¡Váyase! Ya voy.Y para no entrar en explicaciones, se fue a las pesebreras.El oficial de guardia, molesto con la insistencia del viejo, insistencia que el sargento le anunciaba cada cincominutos, fue a ver a Zapata. Mientras tanto, el padre, a quien los años habían tornado el corazón de hombre en el deniño, cada vez más nervioso, quedó con el oído atento. Al menor ruido, miraba afuera y estiraba el cuello, arrugadoy rojo como cuello de pavo. Todo paso lo hacía temblar de emoción, creyendo que su hijo venía a abrazarlo, acontarle su nueva vida, a mostrarle sus armas, sus arreos, sus caballos…El oficial de guardia encontró a Zapata simulando inspeccionar las caballerizas. Le dijo, secamente, sinpreámbulos:-Te buscan… Dicen que es tu padre.Zapata, desviando la mirada, no contestó.-Está en el cuerpo de guardia… No quiere moverse.Zapata golpeó el suelo con el pie, se mordió los labios con furia, y fue allá.Al entrar, un soldado gritó:-¡Atenciooón!La tropa se levantó rápida como un resorte. Y la sala se llenó con ruido de sables, movimientos de pies y golpes detaco.El viejecito, deslumbrado con los honores que le hacían a su hijo, sin acordarse del canasto y de la gallina, con losbrazos extendidos, salió a su encuentro. Sonreía con su cara de piel quebrada como corteza de árbol viejo.Temblando de placer, gritó:-¡Mañungo!, ¡Mañunguito…!El oficial lo saludó fríamente.Al campesino se le cayeron los brazos. Le palpitaban los músculos de la cara.El teniente lo sacó con disimulo del cuartel. En la calle le sopló al oído:-¡Qué ocurrencia la suya…! ¡Venir a verme…! Tengo servicio… No puedo salir.Y se entró bruscamente.Y el campesino volvió a la guardia, desconcertado, tembloroso.Hizo un esfuerzo, sacó la gallina del canasto y se la dio al sargento.-Tome: para ustedes, para ustedes solos.Dijo adiós y se fue arrastrando los pies, pesados por el desengaño. Pero desde la puerta se volvió para agregar, conlágrimas en los ojos:-Al niño le gusta mucho la pechuga. ¡Denle un pedacito…!. • Después de haber escuchado la canción y de haber leído el cuento, desarrolla las siguientes actividades. en forma individual o grupal, según se solicite.
  4. 4. Actividades: 1. Comenta con tu compañero de puesto el contenido de la canción, qué semejanzas y diferencias aprecian en los textos en cuanto a la visión del padre. 2. Trabaja en forma individual . Vocabulario contextual del cuento “El padre” *Encierra en un círculo la letra de la opción correcta correspondiente al sinónimo de la palabra, de acuerdo al texto. Puedes ayudarte con un diccionario. centinela acecho impasible irguió ráfaga a) municipal a) vigilancia a) entero a) levantó a) racha b) guardia b) espionaje b) firme b) empinó b) jugada c) atalaya c) observación c) inconmovible c) encaramó c) destello *Responde brevemente las siguientes preguntas. a.- ¿Cómo entendía el respeto José Zapata? b.- Explique dos valores y dos antivalores presentes en el texto. c.- ¿Qué sentimientos crees tú que se producen en José Zapata, al ver a su padre, después de tantos años? d.- Define las características del padre. e.- ¿Qué enseñanza te deja este cuento? • Establece un cuadro comparativo entre la canción “Viejo, mi querido viejo”, el cuento “El padre”, y desde tu propia experiencia, la relación existente entre padre e hijo. • Piensa en tu padre o en la persona que lo represente, y escríbele una carta positiva. Clase Nº 2 (90’) • En relación al texto leído “Veraneando en Zapallar”. Responde a lo solicitado. I.- Relaciona los personajes de la columna A con las acciones de la columna B. Columna A Columna B1. Eduardo _____Escribe el aviso que se publicará en el diario acerca del regreso de la familia a Santiago.2. Amparo _____Llega borracho a la casa, tras salir a beber con sus amigos.3. Robustina _____Pide auxilio ante la presencia de un ladrón en la casa.
  5. 5. 4. Consuelo _____Va en busca de su amada a Zapallar, pero no la encuentra. 5. Procopio ____Afirma que será la primera en contraer nupcias. 6. Ernesto II.- Responde a las siguientes preguntas.1. Haz una síntesis del texto leído.2. Relata el momento en que está el “ladrón” en la casa, la reacción de los presentes y cómo se soluciona el conflicto.3. ¿Qué otro final le darías al texto leído?4. ¿Consideras correcta la solución que dio Robustina al no poder salir de vacaciones con su familia, qué problemas tenían?. Fundamenta tu respuesta.5. ¿Cuál crees tú que fue la intención del autor al escribir esta obra? *Trabaja en forma grupal 1. Lee la siguiente afirmación: “Es bueno aparentar para que los demás no se enteren de nuestros problemas” e intercambia opiniones con tus compañeros de grupo, luego elijan un representante para exponer las ideas al curso. 2. Escucha la canción “La familia” de Pimpinela y con tus compañeros de grupo, establezcan en un palelógrafo, un cuadro comparativo entre la familia de “Veraneando en Zapallar” y la familia de la canción de Pimpinella. Deben considerar el rol de cada uno de los miembros de una familia (padre, madre, hijos,…). Expongan su trabajo al curso. LA FAMILIA Hoy estamos festejando, entra ya, no tengas miedo, No te asustes que no muerden, somos pocos pero buenos... Pasa y tómate una copa, que hay lugar para otra silla, Déjame que te presente a mi gente, mi familia... Ya lo ves, hablan todos a la vez, Y después se pelean por un mes, Pero cuando las cosas van mal a tu lado siempre están... Quiero brindar por mi gente sencilla, Por el amor, brindo por la familia... Si te tiran con un corcho, o al pasar te pisa un niño, En el fondo es tan solo una muestra de cariño... Ya te irás acostumbrando, sólo es gente extrovertida, Cuando griten no te asustes, es que viene la comida...
  6. 6. Ya lo ves, comen todo y después,A sufrir con la dieta otra vez,Pero nunca te dicen que no si les vuelves a ofrecer...Quiero brindar por mi gente sencilla,Por el amor, brindo por la familia...Ya va a comenzar el baile, quiten todo y a la pista,Que otra vez dirá la tía que la nena es una artista...Ves que yo te lo decía, al final se puso bueno,Como dice el abuelo, "en el fondo nos queremos"...Ya lo ves, esto sigue y son las tres,Y mañana a comer lo que quede otra vez,Para todos con el corazón, yo les canto esta canción... Quiero brindar por mi gente sencilla,Por el amor, brindo por la familia...Quiero brindar por mi gente sencilla,De corazón, brindo por la familia*Trabaja en forma individual-Escribe un texto descriptivo de tu familia, cómo es y qué cosas tegustaría cambiar en ella y por qué; si estás conforme como estáconstituida, fundamenta el porqué.- Escribe un poema o acróstico pensando en tu familia.- Comparte tus sentimientos, poema, acróstico y opiniones con tu grupocurso.Si Dios te ha regalado un hijo....tiembla....porque no sólo serás su padre/madre y su amigo, sinotambién su ejemplo. Integrantes: Ruth E. Fontalba P. Eduardo R. Loyola R. Elvira E. Montes A. Magaly E. Ramos Ch.

×