Your SlideShare is downloading. ×
  • Like
Stsj castilla y leon 9 10-2006, ordezkarien desafiliazioari buruz
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Now you can save presentations on your phone or tablet

Available for both IPhone and Android

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

Stsj castilla y leon 9 10-2006, ordezkarien desafiliazioari buruz

  • 397 views
Published

 

  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
    Be the first to like this
No Downloads

Views

Total Views
397
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0

Actions

Shares
Downloads
0
Comments
0
Likes
0

Embeds 0

No embeds

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. JUR 2006278436 Sentencia Tribunal Superior de Justicia Castilla y León, Valladolid, núm. 1534/2006 (Sala de lo Social, Sección 1), de 9 octubre Jurisdicción: Social Recurso de Suplicación núm. 1534/2006. Ponente: Ilma. Sra. Dª. Mª Luisa Segoviano Astaburuaga. LIBERTAD SINDICAL: contenido: derecho a dejar de pertenecer al sindicato; lesión del derecho: inexistencia: desafiliación del sindicato por el que salieron elegidos en unas elecciones sindicales en candidatura cerrada: indemnización improcedente. T.S.J.CASTILLA-LEON SOCIAL VALLADOLID SENTENCIA: 01534/2006 Rec. Núm 1534/06 Ilmos. Sres. Dª. Mª Luisa Segoviano Astaburuaga Presidente D. Emilio Álvarez Anllo D. Rafael A. López Parada En Valladolid a nueve de Octubre de dos mil seis. La Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León, sede de Valladolid, compuesta por los Ilmos. Sres. anteriormente citados ha dictado la siguiente SENTENCIA En el Recurso de Suplicación núm.1534 de 2.006, interpuesto por contra sentencia del Juzgado de lo Social TRES DE VALLADOLID (Autos 1289/05) de fecha 2 DE MAYO DE 2006 dictada en virtud de demanda promovida por U.G.T contra D.Luis AlbertoY OTROS, sobre DERECHO Y CANTIDAD, ha actuado como Ponente la Ilma. Sra. DOÑA Mª Luisa Segoviano Astaburuaga. ANTECEDENTES DE HECHO PRIMERO.- Con fecha 30 de septiembre de 2005 se presentó en el Juzgado de lo Social de Valladolid Tres demanda formulada por U.G.T en la que solicitaba se dictase sentencia en los términos que figuran en el Suplico de la misma. Admitida la demanda y celebrado el juicio, se dictó sentencia en los términos señalados en su parte dispositiva. SEGUNDO.- En referida Sentencia y como Hechos Probados constan los siguientes: "PRIMERO.- Los trabajadores demandados, prestan servicios en Michelín S.A., y han estado afiliados a U.G.T. desde Septiembre 95.Luis Alberto, diciembre 90Diegoy enero 95Valentín, hasta el 1 de Junio de 2005, fecha en que se han dado de baja en el sindicato. SEGUNDO.-En las elecciones sindicales celebradas en la empresa Michelín S.A. en noviembre de 2002, los citados trabajadores participaron en la candidatura cerrada que presentó UGT, y en la que se obtuvieron representantes, entre los que figuraban los demandados, que pertenecen por tanto al Comité de Empresa de UGT. TERCERO.- El Sindicato demandante como consecuencia de la desafiliación de los demandados ha pasado de tener 7 representantes en el Comité de Empresa a tener 4. CUARTO.- La parte actora solicita doce mil euros de indemnización por daños causados al sindicato. QUINTO.- los demandantes formularon reconvención solicitando cada uno de ellos una indemnización de 25.000
  • 2. euros por daños morales. SEXTO.- Con fecha 20-6-2005 se presentó papeleta de demanda de conciliación ante el S.M.A.C., habiéndose celebrado acto de conciliación con fecha 6-7-2005, con el resultado de intentado sin efecto. SEPTIMO. - Con fecha 30-9-2005 se presentó demanda ante el Juzgado Decano que fue turnada a este Juzgado." TERCERO.- Interpuesto Recurso de Suplicación contra dicha sentencia por ,fue impugnado . Elevados los autos a esta Sala, se designó Ponente, acordándose la participación a las partes de tal designación. FUNDAMENTOS DE DERECHO UNICO.- La sentencia de instancia desestimó la demanda formulada por FIA-UGT contra D.Luis Alberto, D.Diegoy D.Valentínen reclamación de derechos y subsidiariamente cantidad y, frente a la misma se interpone recurso de Suplicación por la representación letrada de la parte actora. Al amparo delartículo 191 c) de la Ley de Procedimiento Laboralalega infracción delartículo 1101 del Código Civil,artículo 28 de la Constitución Española,artículos 67.3 y 71.1 a) y b) del Estatuto de los Trabajadores. El recurrente, en esencia, aduce que los trabajadores demandados se desafiliarion de FIA- UGT, y este sindicato ha pasado de tener 7 representantes, a tenor 4 representantes en el comité de empresa de Michelín S.A., para el que fueron elegidos en las elecciones sindicales celebradas en noviembre de 2002. Continua razonando el recurrente que en supuestos en que los trabajadores que decidan desafiliarse del sindicato por el que salieron elegidos en unas elecciones sindicales en candidatura cerrada, deben abonar una indemnización por daños morales al citado sindicato y ello, porque el mismo ha sido notablemente perjudicado pues de 7 representantes ha pasado a tener 4, prácticamente la mitad, por lo que se ha visto alterada la fuerza sindical de FIA-UGT en la empresa y se ha deteriorado la imagen del sindicato como tal, existiendo más que un daño material, al que si puede hacer frente el sindicato, un daño moral, que lleva en si la impotencia y daño que se nos ha hecho sin que nada podamos hacer que esperar a un nuevo mandato electoral, al que iremos llámese tocados, por cuanto nuestra imagen en la empresa ha sido enormemente deteriorada al margen de tener en torno a la mitad de la fuerza sindical en el Comité de empresa que la que teníamos antes del transfugismo producido. De ahí que digamos que se infringe elart. 28.1 de la Constitución Españolade libertad sindical, por cuanto los trabajadores que fueron elegidos por FIA-UGT y que se han desafiliado fueron en las listas del sindicato para un mandato de cuatro años como señala elart. 67.3 del Estatuto de los Trabajadores, regulando elart. 71.1 a) y b) del Estatuto de los Trabajadoresque las listas a Comité de empresa son cerradas. La censura jurídica formulada no ha de tener favorable acogida. A este respecto hay que señalar que elart. 67.2 del Estatuto de los Trabajadoresestablece en su apartado a) que cada elector podrá dar su voto a una sola de las listas presentadas para los del Comité que corresponda a su Colegio y que las listas deberán contener, como mínimo, tantos nombres como puestos a cubrir, debiendo figurar en cada lista las siglas del sindicato o grupo de trabajadores que la presenta. Por su parte la letra c) del mismo precepto dispone que dentro de cada lista resultarán elegidos los candidatos por el orden que figuran en la candidatura. De las normas anteriormente consignadas resulta que los electores a la hora de votar dan su voto a los candidatos de un determinado sindicato o grupo de trabajadores, que se presentan por este sindicato o grupo de trabajadores, siendo el citado sindicato o grupo de trabajadores, y no los electores, los que establecen el orden en el que figura en las listas cada uno de los sindicatos. En definitiva, en el momento de presentación de las candidatos y celebración de las elecciones nuestro ordenamiento da un gran protagonismo a los sindicatos o grupos de electores pues, tal como resulta delartículo 69.3 del Estatuto de los Trabajadores, se podrán presentar candidatos para las elecciones de Delegados de personal y miembro del comité de empresa por los sindicatos de trabajadores legalmente constituidos, por las coaliciones formadas por dos o mas de ellos o por los trabajadores que avalen su candidatura con un número de firmas de electores de su mismo centro y colegio equivalente a tres veces el número de puestos a cubrir. Sin embargo, en la finalización del mandato de los Delegados de personal y miembros del Comité de empresa no se otorga a los sindicatos, coaliciones o grupos de trabajadores el mismo papel que para las elecciones. En efecto tal como señala elartículo 67.3 del Estatuto de los Trabajadores, la duración del mandato de los Delegados de personal y de los miembros del comité de empresa será de cuatro años, entendiéndose que se mantendrán en funciones en el ejercicio de sus competencias y garantías hasta tanto no se hubiesen promovido y celebrado nuevas elecciones. En el apartado 2 de este precepto se dispone que solamente podrán ser revocados los Delegados de personal y miembros del Comité durante su mandato, por decisión de los trabajadores que los hayan elegido, mediante asamblea convocada al efecto a instancia de un tercio, como mínimo, de los electores y por mayoría absoluta de estos mediante sufragio personal, libre, directo y secreto, no pudiendo efectuarse dicha revocación durante la
  • 3. tramitación de un Convenio Colectivo, ni replantearse hasta transcurridos, por los menos, seis meses. Es, por tanto, clara la regulación legal en el sentido de que únicamente los electores pueden revocar a los miembros del comité de empresa y Delegados de Personal que eligieron, sin otorgar a los sindicatos o coaliciones que los presentaron a los electores intervención alguna en la revocación, ya que no está previsto que la misma sea a instancia del sindicato, sino de un tercio, al menos, de los trabajadores que los han elegido, sin que el hecho de que el delegado o miembro del comité de empresa pierda la confianza del sindicato o coalición por la que se presentó o decida darse de baja en la misma suponga su cese como representante, salvo que renuncie expresamente, produciéndose el cese únicamente por revocación del mandato, a instancia de los electores, en los términos anteriormente consignadas. La constitución proclama en elartículo 28.1como uno de los derechos fundamentales, el derecho de libertad sindical. Por su parte laLey Orgánica 11/1985 de 2 de agosto, en suartículo 2, apartado 1, letra b) configura la libertad sindical como el derecho del trabajador a afiliarse al sindicato de su elección con la sola condición de observar los estatutos del mismo o a separarse del que estuviere afiliado no pudiendo nadie ser obligado a afiliarse a un sindicato. En consecuencia la decisión de los hoy demandados, en su día afiliados al sindicato U.G.T, de dejar de pertenecer a dicho sindicato constituye una manifestación del derecho de libertad sindical, tal como ha sido legalmente configurado. La circunstancia de que la decisión de dejar de pertenecer al sindicato U.G.T. se tomara ostentando la cualidad de miembros del comité de empresa elegidos bajo las siglas de dicho sindicato en modo algún puede dar lugar a un resarcimiento al sindicato U.G.T. por los daños morales que alega le ha causado la decisión de los demandados, pues el sindicato ha pasado de tener siete miembros en el comité de empresa a tener únicamente cuatro. A este respecto hay que señalar que no procede exigir una reparación a quien está ejerciendo legítimamente un derecho, un derecho que no olvidemos tiene reconocimiento constitucional como derecho fundamental, a tenor delartículo 28.1 de la Constituciónmerecedor de la especial protección que a tales derechos otorga nuestro ordenamiento, especialmente losartículos 53 y 161.1 a) de la Constitución. Al haberlo entendido así el juzgador de instancia y a la vista de todo lo razonado, procede la desestimación del recurso formulado. Por lo expuesto y EN NOMBRE DEL REY FALLAMOS Que debemos DESESTIMAR Y DESESTIMAMOS el recurso de suplicación formulado por FIA-UGT contra lasentencia dictada en fecha 2 DE MAYO DE 2006 por el Juzgado de lo Social numero TRES DE VALLADOLID(Autos 1289/05), en virtud de demanda promovida por U.G.T contra D.Luis Alberto, D.Diego, D.Valentín, sobre DERECHO Y CANTIDAD, y en su consecuencia, debemos confirmar y confirmamos el fallo de instancia. Notifíquese la presente a las partes y a la Fiscalía de este Tribunal Superior de Justicia en su sede de esta capital. Para su unión al rollo de su razón, líbrese la oportuna certificación, incorporándose su original al libro correspondiente. Firme que sea esta Sentencia, devuélvanse los autos, junto con la certificación de aquélla al Juzgado de procedencia para su ejecución. Así lo pronunciamos, mandamos y firmamos. PUBLICACIÓN.- En la misma fecha leída y publicada la anterior sentencia, por la Ilma. Sra. Magistrado Ponente, celebrando Audiencia Pública en esta Sala de lo Social. Doy Fe.