Cisma de oriente

37,691 views

Published on

Cuídense de que nadie los engañe con teorías filosóficas o con cualquier otro discurso hueco, que no son más que doctrinas humanas y no se inspiran en Cristo, sino en luces de este mundo... Él es la cabeza de todos los Poderes y autoridades sobrenaturales, y en Él ustedes están colmados".

Published in: Education
2 Comments
4 Likes
Statistics
Notes
No Downloads
Views
Total views
37,691
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
6,435
Actions
Shares
0
Downloads
307
Comments
2
Likes
4
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Cisma de oriente

  1. 1. Proceso: Historia de la Iglesia, Cismas EL GRAN CISMA DE LA IGLESIA Prof. Rosa Nelly Ayaucán García
  2. 2. La palabra „cisma‟ significa „separación‟. El Cisma de Oriente y Occidente, también conocido como el Gran Cisma, es, pues, la separación del Papa y la Cristiandad deOccidente, de la Cristiandad de Oriente y sus patriarcas, en especial, del Patriarca Ecuménico de Constantinopla. El distanciamiento entre ambas Iglesias comienza a gestarse desde el momento mismo en que el emperador Constantino el Grande decide trasladar, en el 313 d.C., la capital del Imperio romano de Roma a Constantinopla; se inicia, prácticamente, cuando Teodosio el Grande divide a su muerte (395) el Imperio en dos partes entre sus hijos: Honorio, que es reconocido emperador de Occidente, y Arcadio, de Oriente.
  3. 3. Causas del CismaEn tres grupos pueden clasificarse las principales causas que motivaron el Cisma
  4. 4. 1. De tipo étnicoLA NATURAL ANTIPATÍA Y AVERSIÓN ENTREASIÁTICOS Y EUROPEOS, UNIDAS ALDESPRECIO QUE EN ESTA ÉPOCA SINTIERONLOS CRISTIANOS ORIENTALES HACIA LOSLATINOS, A QUIENES CONSIDERABANCONTAGIADOS DE BARBARIE A CAUSA DELAS INVASIONES GERMÁNICAS.
  5. 5. 2. De tipo religioso- LAS VARIACIONES QUE, CON EL PASO DEL TIEMPO, FUERON IMPONIÉNDOSEEN LAS PRÁCTICAS LITÚRGICAS, DANDO LUGAR AL USO DE CALENDARIOS YSANTORALES DISTINTOS.- LAS CONTINUAS DISPUTAS SOBRE LAS JURISDICCIONES EPISCOPALES YPATRIARCALES QUE SE ORIGINARON A PARTIR DE DIVIDIRSE EN DOS EL IMPERIO.- LA OPINIÓN EXTENDIDA POR TODO EL ORIENTE DE QUE, AL SER TRASLADADALA CAPITAL DEL IMPERIO DE ROMA A CONSTANTINOPLA, SE HABÍATRASLADADO IGUALMENTE LA SEDE DEL PRIMADO DE LA IGLESIA UNIVERSAL.- LAS PRETENSIONES DE AUTORIDAD POR PARTE DE LOS PATRIARCAS DECONSTANTINOPLA, QUE UTILIZARON EL TÍTULO DE „ECUMÉNICOS‟ A PESAR DE LAOPOSICIÓN DE LOS PAPAS, QUE RECLAMABAN PARA SÍ, COMO OBISPOS DEROMA, LA SUPREMA AUTORIDAD SOBRE TODA LA CRISTIANDAD.- LA NEGATIVA DE LOS PATRIARCAS DE ORIENTE A RECONOCER ESAAUTORIDAD SOBRE LA BASE DE LA SAGRADA TRADICIÓN APOSTÓLICA Y LASSAGRADAS ESCRITURAS, ALEGANDO QUE EL OBISPO DE ROMA SÓLO PODÍAPRETENDER SER “PRIMUS INTER PARES” (UN PRIMERO ENTRE SUS IGUALES); Y- LA INTROMISIÓN DE LOS EMPERADORES EN ASUNTOS ECLESIÁSTICOS,CREYÉNDOSE PONTÍFICES Y REYES, Y PRETENDIENDO DECIDIR ELLOS SOLOS LOSGRAVES PROBLEMAS DE LA IGLESIA.
  6. 6. 3. De tipo políticoEl apoyo que buscaron los papas en los reyes francos y la restauración enCarlomagno del Imperio de Occidente (s. IX) mermaron prestigio a los emperadores de Oriente, que tenían pretensiones a la reunificación del antiguo Imperio romano.
  7. 7. A estas causas de carácter generalpueden añadirse los cargos —en realidad, pretextos— que los patriarcas Focio yCerulario imputaron a la Iglesia de Roma, y que pueden resumirse en los cuatro siguientes:
  8. 8. Que los papas no consideraban válido el sacramento de la confirmación administrado por un sacerdote; Que los clérigos latinos se rapaban la barba y practicaban el celibato obligatorio; Que los sacerdotes de la Iglesia Romana usabanpan ácimo en la Santa Misa, práctica consideradaen Oriente una herejía de influencia judaica; y, en fin, Que los papas habían introducido en el credo la afirmación de que el Espíritu Santo procede delPadre y del Hijo (“Credo in Spiritum Sanctum qui ex Patre Filioque procedit”), en contra de lo que sostenían los patriarcas orientales, que no reconocían esta última procedencia.
  9. 9. Estos cargos, que hubiesen podidosolucionarse con la convocatoria deun concilio, produjeron la separacióndefinitiva, si no hubiesen prevalecidorazones espurias a la esencia misma de la religión.
  10. 10. 11 de marzo de 2002La delegación oficial de la Iglesia Ortodoxa griega es recibidapor un Papa en el Vaticano, por primera vez desde que seprodujo el Cisma entre Oriente y Occidente en el año 1054.En el año 1054, el papa León IX envió a Constantinopla unalegación encabezada por el cardenal Humberto de Silva y losarzobispos Federico de Lorena y Pedro de Amalfi, portando unescrito en el que se conminaba a Cerulario a la retractación dealgunos aspectos en conflicto y un decreto de excomunión encaso de que éste se negase a ello, pero el patriarca se negó arecibirlos y tratar con ellos. Ante esta actitud, los legados papalespublicaron su “Diálogo entre un romano y unconstantinopolitano”, plagado de burlas contra las costumbresgriegas, y, el 16 de julio de 1054, depositaron la bula deexcomunión en el altar mayor de la iglesia de Santa Sofía, enBizancio (antes Constantinopla), y abandonaron la ciudad deinmediato.
  11. 11. Unos días después, el 24 de julio, el patriarca Miguel I Cerulario quemaba públicamente la bula papal y excomulgaba alcardenal Humberto y a su séquito. El cisma entre ambas Iglesias, que aún se perpetúa, se había consumado.Con todo, aunque el inicio del Gran Cisma queda fechado en la Historia a partir del papado de León IX, no son pocos losinvestigadores que cuestionan la trascendencia de estos hechosen la efectiva separación de ambas Iglesias, pues, por una parte, cuando la excomunión recíproca tuvo lugar, León IX ya había muerto, lo que implica que cualquier actuación llevada a cabo por el cardenal Humberto carecía ya de validez como legadopapal, y, por otra, las excomuniones afectaban a individuos, no a Iglesias.
  12. 12. El Gran Cisma, hoy
  13. 13. Desde aquel instante hasta la actualidad, ambas sedenominan a sí mismas Iglesia Católica Romana e IglesiaCatólica Ortodoxa y reivindican también la exclusividad de lafórmula “Una, Santa, Católica y Apostólica”, al tiempo quecada una se considera como la única heredera legítima de laIglesia primitiva fundada por Cristo y atribuye a la otra el“haber abandonado a la Iglesia verdadera”.Sea como fuere, la Historia nos deja constancia de una suertede intención latente de acercamiento entre ambas Iglesias.Así, en 1274 tuvo lugar una primera voluntad de aproximacióncon motivo del II Concilio de Lyon y, en 1439, volvieron areunirse en el Concilio de Basilea, pero las dos ocasiones sevieron avocadas al fracaso por la recíproca intransigencia enalgunos aspectos doctrinales y disciplinarios.
  14. 14. Por cientos de años después de los eventostrágicos de Julio de 1054, las iglesias de Oriente yde Occidente esencialmente siguieron sus propios caminos por separado, aunque hubo contactosentre ellas e intentos periódicos de reconciliación. Mientras tanto, la iglesia de Occidente se expandió hacia las Américas y experimentó más divisiones, que crearon el mundo cristianoProtestante. La iglesia de Oriente empujó hacia el norte haciendo muchos conversos en los Balcanes, en la Europa Oriental Eslávica y en Rusia.
  15. 15. Un paso significativo hacia la reconciliación empezó en Marzo de 1991, cuando la Iglesia Ortodoxa Oriental y la Alianza Mundial de Iglesias Reformadas alcanzaron un consenso sobre el desacuerdo por la cláusula Filioque (“y del Hijo”). El teólogo Thomas F. Torrance fue instrumental en el diálogo.Se han hecho contactos también por parte del liderazgo de las iglesias Católica Romana y Ortodoxa Oriental paraconstruir relaciones entre ellas. En Dic. 7, 1965, el papa Paulo VI y el patriarca ortodoxo Atenágoras emitieron un textoconjunto que nulificaba mutuamente ambas excomuniones de 1054. La declaración fue leída simultáneamente en una reunión pública del concilio ecuménico en Roma y en unaceremonia en Estambul. La declaración mostró un deseo de reconciliación entre las dos iglesias.
  16. 16. En Junio de 1995, el patriarca Bartolomé se juntó con el papaJuan Pablo II en una serie de reuniones con la intención dehacer que las dos iglesias se acercaran aún más. Elpatriarca, junto con otros líderes de las iglesiasorientales, asistieron al funeral del papa Juan Pablo II el 8 deAbril de 2005. Esto proveyó un símbolo de esperanza—unarama de olivo extendida hacia la Iglesia Católica Romanapara la reconciliación. El nuevo papa, Benedicto XVI, ha dichoque él también, quiere encontrar la reconciliación y el diálogocon otros cristianos. Sólo el tiempo dirá si una reconciliacióntotal ocurrirá en el futuro y qué forma tomará. Los cristianos sólopueden orar diciendo que el amor unificador y el Espíritu deCristo brillarán sobre todos aquellos que deseen que Sucuerpo, la iglesia, exhiba una unidad y unicidad genuinas.
  17. 17. Responde las siguientes preguntas en tu cuaderno:1. ¿En qué consiste el gran Cisma de la Iglesia?2. ¿Cuáles son las causas de este Cisma? Menciona cada unade ellas3. ¿En qué consiste la Causa Religiosa? Explica con tus propiaspalabras4. ¿Qué es lo que desato la separación entre la Iglesia deOriente y la de Occidente?5. ¿Cómo se denominan la Iglesia de Occidente y la deOriente?6. En cuanto a la Iglesia de Occidente ¿Hubo másseparaciones? ¿Qué causaron?7. ¿Ha habido ocasiones en las cuales la Iglesia de Oriente yOccidente se unan? Explica.

×