Desgarro pectoral en el tenis

3,848 views
3,577 views

Published on

Published in: Education
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
3,848
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
5
Actions
Shares
0
Downloads
22
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Desgarro pectoral en el tenis

  1. 1. “DESGARRO DEL PECTORAL EN EL TENIS”Cátedra: Kinesiología DeportivaIntegrantes: Maza, Marianela Salinas, Yanina Santo, Pamela Solis, AnabelaComisión: 5° A TardeAño de presentación: 2010
  2. 2. ÍNDICEDefinición 3Etiopatogenia 4Epidemiologia 6Clínica y sintomatología 7Evaluación Semiológica 7Tratamiento 7Prevención 10Bibliografía 11
  3. 3. DEFINICION La actividad física y sobre todo el deporte, son campo fértil para la aparición delesiones. Existen factores presentes en todo proceso de entrenamiento y competencia;fuerzas de diverso tipo que actúan sobre el organismo, provocando estrés, y reaccionesde adaptación, que favorecen la existencia de un equilibrio dinámico. Cuando éste serompe, se produce lesión.1 Aproximadamente un 30% de las lesiones en deportistas afectan los músculos. Las lesiones musculares son generalmente autolimitadas y pueden clasificarseen: a) Directas (contusión y laceración) b) Indirectas (lesiones por elongación, dolormuscular de aparición tardía o DOMS y síndrome compartimental). Las lesionesmusculares indirectas ocurren predominantemente en músculos bi-articulares, de acciónexcéntrica, con alta proporción de fibras tipo II y por lo general, cercanas a la uniónmúsculo-tendínea. Los músculos afectados con mayor frecuencia son: recto femoral,gemelo medial, isquiotibiales y aductores. Menos frecuentes son: pared abdominal,glúteos, pectoral, músculos del brazo y antebrazo. 2 Muñoz S.3 clasifica las lesiones musculares según su apariencia imagenológicaen:Distensión muscular (grado I) que ocurre cuando un músculo es elongado hasta sulímite máximo. El paciente refiere dolor severo sin determinar un punto preciso demayor sensibilidad y clínicamente es indistinguible de un calambre muscular.Anatómicamente estas lesiones son microscópicas, comprometiendo menos del 5% delespesor total del músculo.Desgarro parcial (grado II) es una lesión más extensa en que el músculo es elongadomás allá del límite máximo de su elasticidad y compromete más del 5% del espesor. Enel momento de la lesión el paciente refiere un chasquido acompañado de la apariciónsúbita de dolor focal. Cuando el músculo está ubicado superficialmente puededesarrollarse además equimosis.Desgarro completo (grado III) Compromete el vientre completo del músculo, con unaseparación completa de los cabos por retracción de éstos e interposición de hematoma.La presencia de equimosis es más común que en la rotura parcial y puede existir undefecto palpable en el examen físico.Desgarro: Es un complejo de alteraciones anatómicas y funcionales, causado por unaumento imprevisto y violento de la tensión fisiológica de la fibra muscular, que vencesu resistencia elástica y provoca su ruptura. Consiste en la solución de continuidad de varias fibras musculares conimportante reacción vascular local.41 Farat C.A. Lesiones musculares. Grupo plaza de deportes. Disponible desde URL:http://www.plazadedeportes.com/imgnoticias/10134.pdf2 Muñoz S. Lesiones Musculares Deportivas: Diagnóstico por imágenes. Revista chilena de radiología.Vol. 8, N° 3. Santiago de Chile 2002.3 Ibíd.4 Carranza Bencano, A. Fisiopatología músculo – tendinosa. Lesiones traumáticas. Lección 001.Traumatología de urgencia. Disponible desde URL: http://www.cirugiapieytobillosevilla.org/documentos/publicacion/MusculoTendon2010.pdf 3
  4. 4. ETIOPATOGENIA Los desgarros del músculo pectoral mayor son poco frecuentes. Normalmenteocurren durante el levantamiento de pesos, sobre todo cuando se hacen ejercicios sobreun banco de presión. Las roturas completas suelen ser arrancamientos en la inserciónhumeral del músculo o próximos a ella. Las roturas de la zona de uniónmusculotendinosa y los desgarros intramusculares se producen por golpes directos.5 El músculo puede sufrir una agresión extrínseca o una agresión intrínseca .En elprimer caso se trata de un trauma directo, golpe o choque o sea una contusión muscular.En el caso de la agresión intrínseca, el músculo sufre la tracción violenta de susextremos, generando un auto traumatismo ligado ya sea a una disfunción neuromuscularo a lesiones miofibrilares más o menos graves. Por lo tanto la patología intrínseca puedeser por una Distonía Neuro muscular, (calambre o contractura), o por un Desgarro Miofibrocolágeno. 6FACTORES DE RIESGO: Existen factores predisponentes, factores desencadenantes y otros factores queintervienen en la producción de la lesión y serán mencionados:7Factores Predisponentes:  Cambios bioquímicos que se producen en el interior del músculo, en el interior de la fibra muscular;  Insuficiente vascularización, falta de cantidad de vasos activos;  Tensión Psicoemocional;  Falta o exceso de entrenamiento;  Rigidez muscular constitucional.Factores Desencadenantes:  Acción agonista del gesto deportivo: desequilibrio muscular por falla del principio de inervación recíproca. La relajación del antagonista cuando se contrae el agonista falla; es más tardía. Se provoca entonces rotura fibrilar.  Impulsión;  Aceleraciones;  Desaceleraciones;Otros factores:  Ausencia de calentamiento  Enfermedades intercurrentes  Edad  “Entrenamiento invisible” (dieta – sueño)5 Petilo J., Carr D, Sekiya J K y cols. American Academy of Orthopaedic Surgeons. 2005 Vol.13, (1)http://www5.aaos.org/jaaos/spanish/jf2005sp.cfm6 Loc cit. Farat C.A. Lesiones musculares.7 Ibid 4
  5. 5.  Climáticas ( frío, lluvia, nieve )CAUSAS: Los músculos sufren desgarros cuando se produce una contracción contra unaresistencia inesperada. 8 Cuando los deportistas realizan movimientos por encima de la cabeza hastagrados extremos, los tejidos como cápsula articular, músculos y ligamentos a menudosufren sobrecargas y realizan estiramientos máximos. Además, los movimientosrepetitivos en una dirección afectan las estructuras del lado contrario de la articulación,por lo que los tejidos blandos llegan a contraerse. Esta combinación de tejidos laxos porun lado y tejidos contraídos por el otro, contribuye a la inestabilidad de la articulacióndebido a que el deportista “desplaza” la cabeza del húmero asimétricamente en lacavidad glenoidea. Aparte de las sobrecargas y sobreestiramientos, los músculos de laarticulación del hombro se ven sometidos a cargas excesivas, y se cree que estassobrecargas excéntricas causan lesiones.9El mecanismo de lesión: Este tipo de lesiones se produce cuando existe una sobre carga dinámica sobre elsegmento implicado en un movimiento, habitualmente durante una contracciónmuscular excéntrica. Por tanto la causa frecuente es una contracción muscular violentacon un estiramiento simultáneo. Su localización frecuente es en la unión miotendinosa,aunque también puede darse en el propio vientre muscular.10Biomecánica del lanzamiento en el tenis: “servicio/saque” El mecanismo biomecánico del servicio, normalmente se divide en tressegmentos: a) Armado; b) Aceleración, y c) Acompañamiento. El armado consiste en hacer con el brazo un movimiento de abducción de 90ºhasta extenderlo al máximo horizontalmente y en rotación externa. Este gesto se hacecon el músculo deltoides y dentro de los músculos del manguito de los rotadores, seutilizan los externos, y es finalizado por el pectoral mayor y el dorsal ancho. La aceleración comienza con una fuerza interna de rotación del dorsal ancho ydel pectoral mayor (porción externa). El bíceps se haya particularmente quieto durantela aceleración. El acompañamiento consiste en mover el brazo hacia adelante con una rotacióninterna mientras el húmero se mantiene flexionado horizontalmente respecto al cuerpo.8 Sherry E. Hombro. En: Oxford Handbook of Sport Medicine. Sherry E, Wilson S. Primera edición.Barcelona, España. Editorial Paidotribo. 2002. Pág. 243 - 2629 William J, Mallon y Richard J y cols. Lesiones del Hombro. En: Renstrom Prácticas Clínicas sobreAsistencia y Prevención de Lesiones Deportivas. 1ª Edición. Barcelona-España. Ed: Paidotribo. Pág. 30-49.10 Becerril J B. Distención muscular en el deporte: Tratamiento fisioterápico [tesis]. Madrid, España.Septiembre 2009. Disponible desde URL: http://www.efisioterapia.net/descargas/pdfs/fisioterapia-distension-muscular-en-el-deporte.pdf 5
  6. 6. La musculatura posterior del maguito de los rotadores proporciona fuerza de torsiónexcéntrica desaceleradora que iguala los valores máximos de las otras fuerzasgeneradas. 11 Consideramos que la lesión se produce al final de la fase de armado y comienzode la aceleración durante el saque, que es el momento cuando las contracciones delpectoral mayor cambian de excéntrica a concéntrica. Los músculos de la parte frontal del cuerpo (pectorales, abdominales) actúancomo aceleradores primarios de la parte superior del brazo y por lo tanto de la rotaciónde la raqueta para el impacto, mientras que los músculos de la parte posterior del cuerpo(rotadores externos del manguito, trapecio, romboide y los extensores de la espalda)actúan para desacelerar este sistema de miembro superior-raqueta al final delmovimiento.12 El acondicionamiento general es importante porque la cadena cinética sueleempezar con las piernas y las caderas, y sus fuerzas irradian por la parte superior delcuerpo, por los brazos y hombros. Al fortalecer las piernas y el tronco (cadenas deapertura y cierre de MMII, y cadenas cruzadas anteriores y posteriores de tronco), lacadena cinética global se fortalece y se consigue reducir el esfuerzo que realizan loshombros (formando parte de la cadena de apertura y cierre de MMSS).13 Los tenistas profesionales someten la parte inferior del cuerpo a grandesesfuerzos; por el contrario, los jugadores amateurs ponen menos énfasis en la parteinferior del cuerpo y mucha atención sobre la parte superior, provocando sobrecargas ylesiones en el brazo. 14EPIDEMIOLOGIA: La localización de los desgarros es muy variable, sin embargo hay músculos quese afectan con más frecuencia que otros. En el caso del pectoral mayor, sobre todo suinserción humeral; se desgarra en los deportes de fuerza y gimnasia de aparatos.15 Las actividades comunes asociadas con este tipo de lesiones incluyen ellevantamiento de pesas (en particular banco de prensa), esquí acuático, lucha libre. 16 Encuanto al tenis, los músculos que se desgarran con mayor frecuencia son losepicondíleos y abdominales.1711 Op cit. William J, Mallon y Richard J y cols. Lesiones del Hombro12 Roetert E, Ellenbecker T and Reid M. Biomechanics of the Tennis Serve: Implications for StrengthTraining. Strength and Conditioning Journal, 31(4): 35-40 (2009). Disponible desde URL:http://www.sobreentrenamiento.com/PubliCE/Articulo.asp?ida=120713 Op Cit. William J, Mallon y Richard J y cols. Lesiones del Hombro.14 Ibid15 Loc cit. Farat C.A. Lesiones musculares16 Connell D, Potter H, Sherman M. Injuries of the Pectoralis Major Muscle: Evaluation with MRImaging. Radiology. March 1999, 210, pag 785-79117 Op cit. Farat C.A. Lesiones musculares. 6
  7. 7. CLINICA Y SINTOMATOLOGÍA Se aprecia dolor fuerte y sensación de desgarro (en el momento en que serompe), seguidos de tumefacción. El músculo pectoral mayor desgarrado protruye alcontraerse. 18 El deportista recuerda el episodio, el dolor lo sorprende en pleno juego, siente como unlatigazo o golpe de piedra; percibe un ruido (chasquido) o describe una sensación dequemadura.Algunos de los síntomas son:19 20  Dolor vivo, agudo, lacerante, violento.  Impotencia funcional al empujar el cuerpo con el brazo  Palpación de una depresión por encima de la axila donde se produjo la lesión, contracción resistida y elongación dolorosas. Se deben realizar las maniobras en forma muy cuidadosa.  Hay contractura del músculo involucrado.  Presencia de nódulo equimótico.DIAGNOSTICO DIFERENCIALSe pueden mencionar los siguientes:21  Síndrome de Poland – absceso congénito del pectoral mayor  Desgarro del tendón del bíceps EVALUACION SEMIOLOGICADebilidad en la aducción y dolor con la abducción pasiva. TRATAMIENTO El diagnóstico preoperatorio de la localización del desgarro es importanteporque la avulsión del tendón del húmero se trata con una reparación quirúrgica,mientras que las lesiones del tendón del músculo son generalmente sometidos a untratamiento conservador. La reparación quirúrgica permite evitar adherencias, cicatricesmusculares, fibrosis y la atrofia y acelera el regreso del atleta a la competencia. Unalesión crónica presenta un mayor desafío quirúrgico debido a la retracción y la18 Op cit. Sherry E. Wilson S. Oxford Handbook of Sport Medicine.19 Op cit. Farat C.A. Lesiones musculares.20 Cluett J.Pectoralis major muscle rupture. October 14, 2009. Disponible desde URL:http://orthopedics.about.com/od/sportsinjuries/a/pectoralis.htm21 Estes C. Pectoralis major rupture. Orthopaedia Main. In: Orthopaedia - Collaborative OrthopaedicKnowledgebase. March 02, 2010. Disponible desde:http://www.orthopaedia.com/display/Main/Pectoralis+major+rupture 7
  8. 8. cicatrización después de la avulsión completa del tendón del húmero y por lo tanto esimportante identificarla.22Estes C. 23(2010) sugiere:Indicaciones del tratamiento conservador:  Lesiones en el vientre muscular e incluso la unión músculotendinosa  Desgarros parcialesIndicaciones del tratamiento quirúrgico:  Desgarro completo  Desgarro en la interface hueso-tendónEl entrenamiento de fuerza se comenzará pasadas cuatro semanas más, siendo esteligero y progresivo. Cuando la rotura sea parcial, se reiniciará la actividad deportivacuando el músculo haya recuperado su fuerza y su movimiento no produzca dolor.24Técnicas quirúrgicas:  Reparación en un canal óseo lateral al surco bicipital  El uso de anclas de sutura en el sitio de inserción  El desgarro crónico requiere un injerto de puente (aloinjerto por ejemplo, tendón de Aquiles, tendón de la corva autoinjerto)Fase aguda (etapa 1) (día 1 a 3): protección – preventiva.Objetivos: prevención de la instalación del edema y control del dolor.Tratamiento: En las primeras horas reposo, frío local y antiinflamatorios noesteroideos,25 punción de hematoma, vendaje compresivo, relajantes musculares ymovilidad activa indolora.26Fase sub-aguda (etapa 2) (día 4 a 15): reabsorción.Objetivos: combatir las reacciones de hipoxia secundaria.Tratamiento:  Láser 1J/ cm2 (4º - 7º día)  US 1 MHz pulsado 1 W/cm2 (a partir del 8º día)  TENS: 120 Hz – 20 min  Contracciones estáticas del pectoral mayor  Ejercicios pliométricos nivel 022 Loc cit. Connell D, Potter H, Sherman M. Injuries of the Pectoralis Major Muscle: Evaluation with MRImaging.23 Loc Cit Estes C. Pectoralis major rupture24 Morante M M. Programa de formación deportiva. 2005. Disponible desde:http://www.leganes.org/deportes/RecursosWeb/DOCUMENTOS/1/0_373_1.pdf25 Op cit. Carranza Bencano, A. Fisiopatología músculo – tendinosa. Lesiones traumáticas26 Op cit. Becerril J B. Distención muscular en el deporte: Tratamiento fisioterápico 8
  9. 9. Reeducación para la función analítica (etapa 3) (día 15 hasta el 30):Objetivos: reinstalación de la función precoz sin dolorTratamiento:  Contracciones concéntricas/ excéntricas de abdominales; pectoral mayor; dorsal ancho; manguito de los rotadores; deltoides.  FNP de miembros superiores: técnica: patrón base de extensión de la diagonal primitiva; patrón de extensión de la diagonal primitiva bilateral simétrico agonista; patrones escapulares (ántero - depresión).  Ejercicios en cadena cinética cerrada y semi cerrada de pectoral mayor  Ejercicios pliométricos nivel 1 y 2  Propiocepción sin elemento; con los ojos abiertos; superficie estable para miembro superior.  Propiocepción sin elemento; con ojos abiertos; superficie inestable para miembro superior.  Propiocepción sin elemento; con ojos cerrados; superficie inestable para miembro superior.  Propiocepción sin elemento; con ojos cerrados; superficie inestable para miembro inferior.Reeducación por el movimiento integrado- trabajo de campo (etapa 4) (día 30 a 60)Objetivos: recuperación integral de los aspectos motores y funcionalesTratamiento: el saque incluye una sumatoria de fuerzas, secuenciadas en gran medida demanera proximal a distal (piernas, tronco y brazo/raqueta). Esto requiere una secuenciade movimientos coordinados con el ritmo adecuado de cada segmento.  Trabajo coordinativo  Ejercicios pliométricos nivel 2 y 3  Propiocepción con elemento; superficie estable; ojos abiertos, para miembros inferiores.  Propiocepción con elemento; superficie inestable; ojos abiertos, en miembros superiores.  Trabajo en cadena cinética abierta de cadena cruzada anterior de tronco.  Partidos dobles  Elongación.Retorno a la actividad (etapa 5) (a partir de los 60 días)Objetivos: reinserción del paciente a la actividad normalTratamiento:  Calentamiento 10 – 15 min  Estiramiento cintura escapular, espalda y piernas.  Entrenamiento grupal.  Partidos singles  Elongación 9
  10. 10. PREVENCION DE LA RECIDIVA Se debe tener en cuenta la superficie de juego; estas se clasifican en tres grupos:1. Consistentes: a) base de asfalto, y b) cemento; estas superficies se conocen como“para todo tipo de clima” porque poseen una superficie que depende de la fabricación ydel mantenimiento. Los golpes ejecutados en ellas son lentos y pueden producirsobrecargas en los brazos, pero más afectan por sobrecarga a los miembros inferiores; 2.Inconsistentes: moqueta; en estas superficies pueden ocurrir problemas, además deaumentar la incidencia de sobrecarga en el miembro superior; 3. Inconsistentes yclementes: a) Tierra batida (tierra roja); en esta superficie la velocidad de la pelota esinferior, por lo tanto el mecanismo de golpe no es un problema; b) Hierba: al igual quela tierra batida, las piernas gozan de mayor protección, pero la velocidad de la pelota yla superficie irregular aumentan la incidencia de los problemas en los MMSS.2727 Op cit. William J, Mallon y Richard J y cols. Lesiones del Hombro 10
  11. 11. BIBLIOGRAFIA  Becerril J B. Distención muscular en el deporte: Tratamiento fisioterápico [tesis]. Madrid, España. Septiembre 2009. Disponible desde URL: http://www.efisioterapia.net/descargas/pdfs/fisioterapia-distension-muscular-en- el-deporte.pdf  Carranza Bencano, A. Fisiopatología músculo – tendinosa. Lesiones traumáticas. Lección 001. Traumatología de urgencia. Disponible desde URL:http://www.cirugiapieytobillosevilla.org/documentos/publicacion/Musculo Tendon2010.pdf  Connell D, Potter H, Sherman M. Injuries of the Pectoralis Major Muscle: Evaluation with MR Imaging. Radiology  Cluett J.Pectoralis major muscle rupture. October 14, 2009. Disponible desde URL: http://orthopedics.about.com/od/sportsinjuries/a/pectoralis.htm  Estes C. Pectoralis major rupture. Orthopaedia Main. In: Orthopaedia - Collaborative Orthopaedic Knowledgebase. March 02, 2010. Disponible desde: http://www.orthopaedia.com/display/Main/Pectoralis+major+rupture  Farat C.A. Lesiones musculares. Grupo plaza de deportes. Disponible desde URL: http://www.plazadedeportes.com/imgnoticias/10134.pdf  Morante M M. Programa de formación deportiva. 2005. Disponible desde: http://www.leganes.org/deportes/RecursosWeb/DOCUMENTOS/1/0_373_1.pdf  Muñoz S. Lesiones Musculares Deportivas: Diagnóstico por imágenes. Revista chilena de radiología. Vol. 8, N° 3. Santiago de Chile 2002.  Petilo J., Carr D, Sekiya J K y cols. American Academy of Orthopaedic Surgeons. 2005 Vol.13, (1) http://www5.aaos.org/jaaos/spanish/jf2005sp.cfm  Roetert E, Ellenbecker T and Reid M. Biomechanics of the Tennis Serve: Implications for Strength Training. Strength and Conditioning Journal, 31(4): 35-40 (2009). Disponible desde URL: http://www.sobreentrenamiento.com/PubliCE/Articulo.asp?ida=1207  Sherry E. Hombro. En: Oxford Handbook of Sport Medicine. Sherry E, Wilson S. Primera edición. Barcelona, España. Editorial Paidotribo. 2002.  William J, Mallon y Richard J y cols. Lesiones del Hombro. En: Renstrom Prácticas Clínicas sobre Asistencia y Prevención de Lesiones Deportivas. 1ª Edición. Barcelona-España. Ed: Paidotribo. 11

×