SALUD MENTAL NIÑOS Y ADOLESCENTES

17,870 views

Published on

HOY EN DIA ES DE VITAL INTERES PARA LOS GOBIERNOS ATENDER A LAS PERSONAS QUE TIENEN UN TRASTORNO MENTAL Y BRINDARLES TODO EL APOYO QUE REQUIEREN EN EL TRASCURSO DE SU REABILITACION.

1 Comment
4 Likes
Statistics
Notes
  • esto en perù falta darle màs importancia...muchos de nosotors las personas no tomamos conciencia para ayudar y discriminamos a muchos que padecen de enfermedades mentales...
       Reply 
    Are you sure you want to  Yes  No
    Your message goes here
No Downloads
Views
Total views
17,870
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
80
Actions
Shares
0
Downloads
370
Comments
1
Likes
4
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

SALUD MENTAL NIÑOS Y ADOLESCENTES

  1. 1. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. La Salud Mental de Niños y Adolescentes El Trastorno Bipolar y el Síndrome Maníaco Depresivo Descripción general de la depresión La depresión es un trastorno del estado de ánimo que afecta al niño física y anímicamente y se refleja en su manera de pensar. Puede también afectar o interrumpir la alimentación o el sueño. No es lo mismo que sentir tristeza o estar quot;decaídoquot;, ni tampoco es indicio de debilidad personal ni constituye un trastorno que pueda disiparse o modificarse a voluntad. Los niños que sufren una enfermedad depresiva no pueden simplemente quot;controlarsequot; y reponerse. Con frecuencia es necesario el tratamiento y, muchas veces, es decisivo para la recuperación. Existen tres tipos de depresión: Las depresiones pueden clasificarse en tres categorías principales: 1. Depresión grave (depresión clínica); 2. Trastorno bipolar (síndrome maníaco depresivo); y 3. Trastorno distímico (distímia). ¿Qué es el síndrome maníaco depresivo? El síndrome maníaco depresivo, conocido también con el nombre de trastorno bipolar, se clasifica como un tipo de trastorno afectivo (también llamado trastorno de estado de ánimo) que excede los altibajos normales, convirtiéndose en una enfermedad seria y una importante preocupación relacionada con la salud en Estados Unidos. El síndrome maníaco depresivo se caracteriza por episodios periódicos de gran júbilo, con ánimo eufórico o irritabilidad (episodios que constituyen la fase maníaca) a los que se contraponen episodios periódicos de graves síntomas depresivos clásicos. 1
  2. 2. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. ¿A quiénes afecta el síndrome maníaco depresivo? Por año, más de 5,7 millones de estadounidenses adultos padecen esta enfermedad; es decir, el 18 por ciento de los ciudadanos mayores de 18 años. Entre el 20 y el 30 por ciento de los pacientes adultos bipolares declaran haber tenido su primer ataque maníaco antes de los 20 años. Cuando los síntomas aparecen antes de los 12 años, a menudo se los confunde con el trastorno de déficit de atención con hiperactividad (ADHD), un síndrome que generalmente se caracteriza por serias dificultades persistentes que producen falta de atención o de concentración, impulsividad e hiperactividad. El síndrome maníaco depresivo afecta por igual a hombres y mujeres (aunque las mujeres son más propensas a la depresión que a la manía), y comienza a menudo en la adolescencia o juventud. Se ha mejorado la detección del síndrome maníaco depresivo en los niños pequeños, aunque continúa siendo difícil diagnosticarlo. El síndrome maníaco depresivo suele manifestarse en miembros de una misma familia y se cree que, en algunos casos, se trata de una enfermedad hereditaria. Los antecedentes familiares de abuso de fármacos también aumentan el riesgo de desarrollar este síndrome. Los investigadores continúan intentando identificar uno o más genes que pueden ser responsables de este trastorno. ¿Cuáles son los síntomas del síndrome maníaco depresivo? A continuación, se enumeran los síntomas más comunes del síndrome maníaco depresivo. Sin embargo, cada persona puede experimentarlos de una forma diferente. Los síntomas depresivos pueden incluir: • Sentimientos persistentes de tristeza • Sentimiento de desesperanza o desamparo • Baja autoestima • Sensación de ineptitud 2
  3. 3. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. • Culpabilidad excesiva • Deseos de morir • Pérdida de interés en las actividades habituales o que antes se disfrutaban • Dificultad en las relaciones • Perturbación del sueño (por ejemplo, insomnio, hipersomnio) • Cambios del apetito o del peso • Disminución de la energía • Dificultad para concentrarse • Disminución de la capacidad de tomar decisiones • Pensamientos suicidas o intentos de suicidio • Molestias físicas frecuentes (por ejemplo, dolor de cabeza, dolor de estómago, fatiga) • Intentos o amenazas de escaparse del hogar • Hipersensibilidad ante el fracaso o el rechazo • Irritabilidad, hostilidad, agresión Los síntomas maníacos pueden abarcar: • Autoestima exagerada • Menor necesidad de descanso y sueño • Mayor distracción e irritabilidad • Excesiva participación en actividades placenteras y de alto riesgo que pueden provocar consecuencias dolorosas, por ejemplo comportamiento provocativo, destructivo o anti-social (promiscuidad sexual, conducción imprudente, abuso del alcohol y de drogas). • Aumento de la locuacidad (por ejemplo aumento en la velocidad del habla, cambios rápidos de tema, intolerancia a las interrupciones) • Sentimientos de quot;excitaciónquot; o de euforia • Marcados cambios de estado de ánimo, por ejemplo inusitadamente feliz o tonto, extrañamente enojado, agitado o agresivo • Mayor deseo sexual • Mayor nivel de energía • Escaso sentido común en personas sensatas 3
  4. 4. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Algunos adolescentes experimentan síntomas psicóticos (que incluyen alucinaciones o delirios) en la fase maníaca. Para diagnosticar el síndrome maníaco depresivo, la persona debe mostrar síntomas de manía y de depresión en diversos grados, según la gravedad del trastorno. Los síntomas del síndrome maníaco depresivo, en especial en un adolescente, pueden parecerse a otros problemas (por ejemplo, abuso de drogas, trastorno de déficit de atención / hiperactividad, delincuencia). Siempre consulte al médico de su hijo para el diagnóstico. Los Trastornos de la Salud Mental Visión General de los Trastornos del Estado de ánimo Estadísticas acerca de los trastornos del estado de ánimo El trastorno depresivo grave puede desarrollarse a cualquier edad, pero la edad promedio de aparición es alrededor de los 25 años. La edad promedio de comienzo del primer episodio maníaco del trastorno bipolar es alrededor de los 20 años. El trastorno distímico, que suele comenzar en la niñez, adolescencia o en los primeros años de la edad adulta, afecta cada año a aproximadamente 10,9 millones de estadounidenses adultos. Según el Instituto Nacional de la Salud Mental (National Institute of Mental Health, su sigla en inglés es NIMH), que forma parte de los Institutos Nacionales de la Salud (National Institutes of Health, su sigla en inglés es NIH) las investigaciones indican que la aparición de la depresión ocurre actualmente a una edad más temprana que en las últimas décadas. La depresión de aparición precoz suele persistir, volver a presentarse y continuar en la adultez. La depresión en la juventud puede ser también un indicio de una enfermedad más grave en la edad adulta. 4
  5. 5. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. ¿Qué son los trastornos del estado de ánimo? Los trastornos del estado de ánimo son una categoría de los problemas de la salud mental que incluye todos los tipos de depresión y el trastorno bipolar. Los trastornos del estado de ánimo a veces son llamados trastornos afectivos. Durante la década de los ochenta, los profesionales de la salud mental comenzaron a reconocer los síntomas de los trastornos del estado de ánimo en niños y adolescentes, así como en adultos. Sin embargo, los niños y adolescentes no necesariamente experimentan o exhiben los mismos síntomas que los adultos. Es más difícil diagnosticar los trastornos del estado de ánimo en los niños, especialmente porque ellos no siempre son capaces de expresar cómo se sienten. Hoy en día, los médicos e investigadores creen que los trastornos del estado de ánimo en los niños y adolescentes siguen siendo uno de los problemas de la salud mental que se diagnostica con menos frecuencia. A cualquier edad, los trastornos del estado de ánimo hacen que las personas corran mayor riesgo de sufrir otras condiciones que pueden persistir después de la resolución de los episodios iniciales de depresión. ¿Qué causa los trastornos del estado de ánimo? La causa de los trastornos del estado de ánimo no se conoce con precisión. Existen unas sustancias químicas en el cerebro, llamadas endorfinas, que son responsables de los estados de ánimo positivos. Otras sustancias químicas del cerebro, llamadas neurotransmisores, regulan las endorfinas. Probablemente, la depresión (y otros trastornos de los estados de ánimo) sea causada por un desequilibrio químico en el cerebro. Los acontecimientos de la vida (como los cambios no deseados) también pueden contribuir a un estado de ánimo deprimido. 5
  6. 6. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Los trastornos afectivos suelen presentarse dentro del mismo grupo familiar y se considera que son de herencia multifactorial. quot;Herencia multifactorialquot; significa que depende de quot;muchos factoresquot;. Por lo general, los factores son tanto genéticos como ambientales; la combinación de los genes de ambos padres, sumada a factores ambientales desconocidos, produce el rasgo o la condición. A menudo un sexo (el masculino o el femenino) suele estar afectado más frecuentemente que el otro en cuanto a los rasgos multifactoriales. Parece haber un umbral de expresión diferente, lo que significa que un sexo tiene mayor probabilidad de mostrar el problema que el otro. ¿A quiénes afectan los trastornos del estado de ánimo? Cualquiera puede sentirse triste o deprimido a veces. Sin embargo, los trastornos del estado de ánimo son más intensos y más difíciles de controlar que los sentimientos de tristeza normales. Los niños, los adolescentes o los adultos que tienen el padre o la madre que sufre un trastorno del estado de ánimo tienen mayores posibilidades de sufrir un trastorno del estado de ánimo. Sin embargo, los acontecimientos de la vida y el estrés pueden exponer o exagerar los sentimientos de tristeza o depresión, haciendo más difícil el control de los sentimientos. A veces, los problemas cotidianos pueden desencadenar una depresión. El despido del trabajo, un divorcio, la pérdida de un ser querido, la muerte de un familiar y los problemas financieros, entre otras cosas, son situaciones difíciles que pueden generar una presión difícil de sobrellevar. Estos acontecimientos de la vida y el estrés pueden acarrear sentimientos de tristeza o depresión o dificultar el control de un trastorno del estado de ánimo. 6
  7. 7. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. La posibilidad de padecer depresión en las mujeres en la población general es casi el doble (12 por ciento) que en los hombres (6.6 por ciento). Una vez que una persona de la familia recibe el diagnóstico, aumenta la probabilidad de que los hermanos y los hijos reciban un diagnóstico similar. Además, los parientes de las personas que tienen depresión también corren un riesgo más alto de sufrir el trastorno bipolar (síndrome maníaco depresivo). La probabilidad de sufrir el síndrome maníaco depresivo (o trastorno bipolar) en los hombres y mujeres de la población general es de alrededor del 2,6 por ciento. Una vez que una persona de la familia recibe el diagnóstico, aumenta la probabilidad de que los hermanos y los hijos reciban un diagnóstico similar. Además, los parientes de las personas que tienen depresión maníaca también corren un riesgo más alto de sufrir depresión. ¿Cuáles son los diferentes tipos de trastornos del estado de ánimo? A continuación, se enumeran los tipos más comunes de los trastornos del estado de ánimo: • Depresión grave - período de dos semanas de un estado de ánimo deprimido o irritable o una marcada disminución en el interés o placer por las actividades habituales, junto con otros signos de un trastorno del estado de ánimo. • Distímia (trastorno distímico) - estado de ánimo crónico, bajo, deprimido o irritable que perdura por lo menos durante un año. • Síndrome maníaco depresivo (trastorno bipolar) - por lo menos un episodio de estado de ánimo deprimido o irritable y un período de un estado de ánimo maníaco (persistentemente elevado). • Trastorno del estado de ánimo debido a una condición médica general - muchas enfermedades médicas (incluyendo el cáncer, lesiones, infecciones y enfermedades médicas crónicas) pueden desencadenar los síntomas de depresión. 7
  8. 8. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. • Trastorno del estado de ánimo producido por sustancias - síntomas de depresión debidos a los efectos de la medicación, abuso de drogas, exposición a toxinas u otras formas de tratamiento. ¿Cuáles son los síntomas de los trastornos del estado de ánimo? Según la edad y el tipo de trastorno del estado de ánimo presente, una persona puede mostrar diferentes síntomas de depresión. A continuación, se enumeran los síntomas más comunes de un trastorno del estado de ánimo. Sin embargo, cada individuo puede experimentarlos de una forma diferente. Los síntomas pueden incluir: • Sentimientos persistentes de tristeza. • Sentimiento de desesperanza o desamparo. • Baja autoestima. • Sensación de ineptitud. • Culpabilidad excesiva. • Deseos de morir. • Pérdida de interés en actividades habituales o actividades que antes se disfrutaban. • Dificultad en las relaciones. • Perturbación del sueño (por ejemplo, insomnio, hipersomnio) • Cambios del apetito o del peso. • Disminución del movimiento. • Dificultad para concentrarse. • Disminución de la capacidad de tomar decisiones. • Pensamientos suicidas o intentos de suicidio. • Molestias físicas frecuentes (por ejemplo, dolor de cabeza, dolor de estómago, fatiga). • Intentos o amenazas de escaparse del hogar. • Hipersensibilidad ante el fracaso o el rechazo. • Irritabilidad, hostilidad, agresión. 8
  9. 9. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. En los trastornos del estado de ánimo, estos sentimientos son más intensos de lo que un individuo normalmente puede sentir de vez en cuando. También es preocupante si estos sentimientos se prolongan por un largo período o si interfieren con el interés del individuo en la familia, los amigos, la comunidad o el trabajo. Toda persona que exprese ideas de suicidio debe ser sometida a una evaluación inmediatamente. Los síntomas de los trastornos del estado de ánimo pueden parecerse a los de otras condiciones o problemas psiquiátricos. Siempre consulte con su médico para el diagnóstico. ¿Cómo se diagnostican los trastornos del estado de ánimo? Los trastornos del estado de ánimo son trastornos médicos reales. Un psiquiatra u otro profesional de la salud mental normalmente diagnostica los trastornos del estado de ánimo a partir de una evaluación psiquiátrica completa. Tratamiento de los trastornos del estado de ánimo: El tratamiento específico de los trastornos del estado de ánimo será determinado por su médico basándose en lo siguiente: • Su edad, su estado general de salud y su historia médica. • Qué tan avanzada está la condición. • El tipo de trastorno del estado de ánimo. • Su tolerancia a determinados medicamentos, procedimientos o terapias. • Sus expectativas para la trayectoria de la condición. • Su opinión o preferencia. 9
  10. 10. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Los trastornos del estado de ánimo a menudo pueden ser tratados eficazmente. El tratamiento siempre debe basarse en una evaluación completa. El tratamiento puede incluir uno o más de los siguientes: • Medicamentos antidepresivos (especialmente cuando se administran en combinación con la psicoterapia, resultan muy aficaces para el tratamiento de la depresión). • Psicoterapia (en la mayoría de los casos, terapia cognitivo conductista o interpersonal orientada a modificar la visión distorsionada que tiene el individuo de sí mismo y de su entorno, con énfasis en las relaciones complicadas y la identificación de los factores de estrés en el entorno para aprender a evitarlos). • Terapia familiar La familia juega un papel de apoyo vital en cualquier proceso de tratamiento. ¿Cómo se diagnostica el síndrome maníaco depresivo? Recurrir al diagnóstico y tratamiento temprano es crucial para la recuperación. A menudo, el diagnóstico se hace después que un psiquiatra u otro profesional de la salud mental ha realizado un examen psiquiátrico y una historia médica minuciosos. Tratamiento para el síndrome maníaco depresivo: El médico de su hijo determinará el tratamiento específico para el síndrome de maníaco depresión basándose en: • La edad de su hijo, su estado general de salud y sus antecedentes médicos • La gravedad de los síntomas de su hijo • La tolerancia de su hijo a determinados medicamentos, procedimientos o terapias • Las expectativas para la evolución de la enfermedad • Su opinión o preferencia 10
  11. 11. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Los trastornos del estado de ánimo, entre ellos el síndrome maníaco depresivo, a menudo pueden ser tratados eficazmente. El tratamiento debe estar siempre basado en una evaluación exhaustiva del niño y de la familia. El tratamiento puede incluir uno o más de las siguientes alternativas: • Medicamentos (es decir, medicamentos que estabilicen los estados de ánimo, como el litio, el valproato, la carbamacepina y los antidepresivos) • Psicoterapia (generalmente terapia cognitiva conductual, de apoyo, piscoeducativa o interpersonal) • Terapia familiar • Consultas con la escuela del niño Los padres juegan un papel de apoyo esencial en cualquier proceso de tratamiento. Un adecuado reconocimiento de la los cambios extremos y variados de estado de ánimo asociados con el síndrome maníaco depresivo es fundamental para determinar un tratamiento eficaz y evitar las potenciales y dolorosas consecuencias de una conducta maníaca imprudente. En la mayoría de los casos, es necesario un tratamiento preventivo a largo plazo para estabilizar los altibajos del estado de ánimo característicos de esta enfermedad. 11
  12. 12. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. La Salud Mental de Niños y Adolescentes Los Trastornos del Estado de Ánimo Existen muchos trastornos del estado de ánimo que requieren el cuidado clínico de un médico o de otro profesional de la salud. En el directorio de abajo se enumeran algunos de ellas, para los cuales le proveemos una breve descripción. Si usted no puede encontrar la información que le interesa, por favor visite la página de Los Recursos en la Red sobre la Salud Mental de Niños y Adolescentes en este Sitio para obtener una dirección en Internet o Red en el Ámbito Mundial que podría contener información adicional en ese tema. Descripción General de los Trastornos del Estado de Ánimo La Depresión Grave La Distimia El Trastorno Bipolar y El Síndrome Maníaco Depresivo El Suicidio de Adolescentes 12
  13. 13. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. La Salud Mental de Niños y Adolescentes Descripción General de los Trastornos del Estado de ánimo Estadísticas sobre los trastornos del estado de ánimo Uno de cada 33 niños y uno de cada ocho adolescentes sufren de depresión. Según el Instituto Nacional de la Salud Mental (National Institute of Mental Health), que forma parte de los Institutos Nacionales de la Salud (National Institutes of Health) las investigaciones indican que, actualmente, los episodios de depresión se presentan más precozmente que en décadas anteriores. La depresión de aparición temprana suele persistir, volver a presentarse o continuar en la edad adulta. La depresión en la juventud puede ser también el indicio de una enfermedad más grave en la edad adulta. ¿Qué son los trastornos del estado de ánimo? Una categoría de problemas de salud mental que incluyen todos los tipos de depresión y de trastorno bipolar, los trastornos del estado de ánimo, a menudo se denominan trastornos afectivos. Durante la década de los ochenta, los profesionales de la salud mental comenzaron a reconocer los síntomas de los trastornos del estado de ánimo en niños y adolescentes, así como en adultos. Sin embargo, los niños y adolescentes no necesariamente experimentan o exhiben los mismos síntomas que los adultos. Es más difícil diagnosticar los trastornos del estado de ánimo en los niños, especialmente porque ellos no siempre son capaces de expresar cómo se sienten. Hoy en día, los médicos e investigadores creen que los trastornos del estado de ánimo en los niños y adolescentes siguen siendo uno de los problemas de la salud mental que se diagnostica con menos frecuencia. Los trastornos del estado de ánimo en los niños los pone en riesgo de sufrir otros trastornos (más a menudo trastornos de la ansiedad, comportamiento 13
  14. 14. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. perturbador y trastornos de abuso de sustancias) que pueden persistir mucho después de haber solucionado los episodios de depresión iniciales. ¿Qué causa los trastornos del estado de ánimo? Las causas de los trastornos del estado de ánimo en los niños no se conocen con precisión. Existen unas sustancias químicas en el cerebro que son responsables de los estados de ánimo positivos. Otras sustancias químicas del cerebro, llamadas neurotransmisores, regulan aquellas sustancias que afectan el estado de ánimo. Es muy probable que la depresión (y otros trastornos del estado de ánimo) sea causada por un desequilibrio químico en el cerebro. Los acontecimientos de la vida (como los cambios no deseados) también pueden contribuir a causar este desequilibrio químico. Los trastornos afectivos suelen presentarse dentro del mismo grupo familiar y se consideran herencia multifactorial. quot;Herencia multifactorialquot; significa que depende de quot;muchos factoresquot;. Por lo general, los factores son tanto genéticos como ambientales; la combinación de los genes de ambos padres, sumada a factores ambientales, produce el rasgo o el trastorno. A menudo un sexo (el masculino o el femenino) suele estar afectado más frecuentemente que el otro en cuanto a los rasgos multifactoriales. Parece haber un umbral de expresión diferente, lo que significa que un sexo tiene mayor probabilidad de mostrar el problema que el otro. ¿A quiénes afectan los trastornos del estado de ánimo? Cualquier persona puede sentirse triste o deprimida a veces. Sin embargo, los trastornos del estado de ánimo son más intensos y más difíciles de controlar que estos sentimientos de tristeza normales. Los hijos de alguien que sufre un trastorno del estado de ánimo tienen mayores posibilidades de desarrollar también un trastorno de este tipo. No obstante, se debe también tener en cuenta que el estrés y ciertos acontecimientos en la vida pueden exponer o potenciar los sentimientos de tristeza o depresión y hacerlos más difícil de controlar. 14
  15. 15. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. A veces, los problemas cotidianos pueden desencadenar un episodio de depresión. Existen determinadas situaciones como por ejemplo, un divorcio, la muerte de un ser querido, el fin de una relación afectiva o los problemas académicos, donde la presión puede resultar difícil de sobrellevar. Como consecuencia de esto y el estrés, un adolescente puede experimentar ciertos sentimientos de tristeza o depresión o, si padece un trastorno del estado de ánimo, es posible que le sea más difícil controlarlo. La posibilidad de padecer depresión en las mujeres en la población general es casi el doble (12 por ciento) que en los hombres (6.6 por ciento). Una vez que una persona de la familia recibe el diagnóstico, aumenta la probabilidad de que los hermanos y los hijos reciban un diagnóstico similar. También los familiares de personas depresivas corren un riesgo mayor de sufrir un trastorno bipolar (síndrome maníaco depresivo). La probabilidad de que los hermanos o hijos de una persona depresiva sufran también un trastorno bipolar es del 0,3 al 2 por ciento. La probabilidad de sufrir el síndrome maníaco depresivo (o trastorno bipolar) en los hombres y mujeres de la población general es de alrededor del 2.6 por ciento. Una vez que una persona de la familia recibe el diagnóstico, aumenta la probabilidad de que los hermanos y los hijos reciban un diagnóstico similar. También los familiares de personas maníaco depresivas corren un riesgo mayor de sufrir depresión. La probabilidad de que los hermanos o hijos de una persona con este síndrome sufran de depresión es del 6 al 28 por ciento. 15
  16. 16. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. ¿Cuáles son los distintos tipos de trastornos del estado de ánimo? Los siguientes, son los tipos de trastornos del estado de ánimo que sufren con mayor frecuencia niños y adolescentes: • Depresión grave - estado de ánimo deprimido o irritable o una marcada disminución en el interés o placer por las actividades habituales, junto con otros signos, que se prolonga, al menos, por dos semanas • Trastorno distímico (distimia) - estado de ánimo crónico, de bajo grado, deprimido o irritable que perdura por lo menos durante un año • Trastorno bipolar (síndrome maníaco depresivo) - episodios maníacos (período de euforia), generalmente intercalados con períodos de depresión • Trastorno del estado de ánimo debido a una afección médica general - muchas enfermedades médicas (incluyendo el cáncer, lesiones, infecciones y enfermedades médicas crónicas) pueden desencadenar síntomas de depresión • Trastorno del estado de ánimo producido por sustancias - síntomas de depresión debidos a los efectos de la medicación u otras formas de tratamiento, drogadicción o exposición a toxinas ¿Cuáles son los síntomas de los trastornos del estado de ánimo? Los niños, según la edad y el tipo de trastorno del estado de ánimo presente, pueden mostrar diferentes síntomas de depresión. A continuación, se enumeran los síntomas más comunes de un trastorno del estado de ánimo. Sin embargo, cada niño y cada adolescente puede experimentarlos de una forma diferente. Los síntomas pueden incluir: • Sentimientos persistentes de tristeza • Sentimiento de desesperanza o desamparo • Baja autoestima • Sensación de ineptitud • Culpabilidad excesiva • Deseos de morir 16
  17. 17. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. • Pérdida de interés en actividades habituales o actividades que antes se disfrutaban • Dificultad en las relaciones • Alteraciones del sueño (por ejemplo, insomnio, hipersomnia) • Cambios del apetito o del peso • Disminución de la energía • Dificultad para concentrarse • Disminución de la capacidad de tomar decisiones • Pensamientos suicidas o intentos de suicidio • Molestias físicas frecuentes (por ejemplo, dolor de cabeza, dolor de estómago, fatiga) • Intentos o amenazas de escaparse del hogar • Hipersensibilidad ante el fracaso o el rechazo • Irritabilidad, hostilidad, agresión En los trastornos del estado de ánimo, estos sentimientos son más intensos que los que los adolescentes normalmente sienten de vez en cuando. También es motivo de preocupación que estos sentimientos se prolonguen durante un período o que interfieran con el interés del adolescente en estar con sus amigos o participar en las actividades cotidianas del hogar o de la escuela. Todo adolescente que expresa ideas de suicidio debe ser sometido a una evaluación inmediatamente. Otros signos de un potencial trastorno del estado de ánimo en un adolescente son: • Dificultad para obtener logros en la escuela • Enojo constante • Comportamiento rebelde • Problemas con la familia • Dificultades con amigos y pares 17
  18. 18. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Los síntomas de los trastornos del estado de ánimo pueden parecerse a los de otros trastornos o problemas psiquiátricos. Siempre consulte al médico de su hijo para el diagnóstico. ¿Cómo se diagnostican los trastornos del estado de ánimo? Los trastornos del estado de ánimo son trastornos médicos reales. No son algo que el niño simplemente vaya a quot;superarquot;. Un psiquiatra u otro profesional de la salud mental normalmente diagnostica los trastornos del estado de ánimo a partir de una evaluación psiquiátrica completa. Además de la información que brindan los maestros y los profesionales de la salud, para hacer el diagnóstico también puede ser útil evaluar la familia del niño, cuando sea posible. Tratamiento de los trastornos del estado de ánimo: El tratamiento específico de los trastornos del estado de ánimo será determinado por el médico basándose en lo siguiente: • La edad de su hijo, su estado general de salud y sus antecedentes médicos • La extensión de los síntomas de su hijo • El tipo de trastorno del estado de ánimo • La tolerancia de su hijo a determinados medicamentos o terapias • Las expectativas para la evolución del trastorno • Su opinión o preferencia 18
  19. 19. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Los trastornos del estado de ánimo a menudo pueden ser tratados eficazmente. El tratamiento debe estar siempre basado en una evaluación exhaustiva del niño y la familia. El tratamiento puede incluir (solo o en combinación): • Medicamentos (especialmente cuando se los combina con psicoterapia, han probado ser efectivos para el tratamiento de los trastornos del estado de ánimo en niños y adolescentes) • Psicoterapia (en la mayoría de los casos, terapia cognitivo- conductista o interpersonal orientada a modificar la visión distorsionada que el niño tiene de sí mismo y de su entorno, con énfasis en las relaciones complicadas y la identificación de los factores de estrés en el entorno del niño para aprender a evitarlos) • Terapia familiar • Consulta con la escuela del niño Los padres tienen un rol vital de apoyo en cualquier proceso de tratamiento. Prevención de los trastornos del estado de ánimo: Hasta el momento, no se conocen medidas preventivas que permitan reducir la incidencia de los trastornos del estado de ánimo en los niños. Sin embargo, la detección e intervención tempranas pueden reducir la gravedad de los síntomas, estimular el crecimiento y el desarrollo normal del niño, y mejorar la calidad de vida de los niños que tienen trastornos del estado de ánimo. 19
  20. 20. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. La Salud Mental de Niños y Adolescentes La Depresión Grave ¿Qué es la depresión grave? La depresión grave, denominada también depresión clínica o unipolar, es un tipo de trastorno afectivo (llamado también trastorno del estado de ánimo) que supera los altibajos cotidianos, y que se ha convertido no sólo en un trastorno médico serio sino también en un motivo importante de preocupación de la salud en Estados Unidos. Descripción general de la depresión La depresión es un trastorno del estado de ánimo que afecta al niño física y anímicamente y se refleja en su manera de pensar. Puede también afectar o interrumpir la alimentación o el sueño. No es lo mismo que sentir tristeza o estar quot;decaídoquot;, ni tampoco es indicio de debilidad personal ni constituye un trastorno que pueda disiparse o modificarse a voluntad. Los niños que sufren una enfermedad depresiva no pueden simplemente quot;controlarsequot; y reponerse. Con frecuencia el tratamiento es necesario y, muchas veces, es decisivo para la recuperación. Existen tres tipos de depresión: - Depresión grave (depresión clínica) - Trastorno bipolar (síndrome maniaco depresivo) Las depresiones pueden clasificarse en tres grupos principales: Trastorno distímico (distímia) 20
  21. 21. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. ¿A quiénes afecta la depresión grave? El Instituto Nacional de la Salud Mental (National Institute of Mental Health, NIMH), que forma parte de los Institutos Nacionales de la Salud (National Institutes of Health, NIH) informa que: • Las investigaciones indican que la aparición de la depresión ocurre actualmente a una edad más temprana que en las últimas décadas. • La depresión de aparición temprana suele persistir, volver a presentarse o continuar en la edad adulta. La depresión en la juventud puede ser también un indicio de una enfermedad más grave en la edad adulta. • Hay un aumento en la incidencia de la depresión en los niños cuyos padres sufren depresión. ¿Cuáles son los factores de riesgo de la depresión grave? A continuación, se enumeran los factores de riesgo más frecuentes de la depresión grave: • Antecedentes familiares de depresión (especialmente si uno de los padres sufrió depresión en la infancia o en la adolescencia) • Estrés intenso • Maltrato o abandono • Trauma (físico o emocional) • Otros trastornos psiquiátricos • Pérdida de los padres, de la persona que los cuida o de otro ser querido • Fumar cigarrillos • Pérdida de una relación (una mudanza, el fin de una relación afectiva) • Otras enfermedades crónicas (por ejemplo diabetes) • Otros trastornos de la conducta, del aprendizaje o del desarrollo 21
  22. 22. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. ¿Cuáles son los síntomas de la depresión grave? A continuación, se enumeran los síntomas más comunes de la depresión grave. Sin embargo, cada niño puede experimentarlos en forma diferente. Los síntomas pueden incluir: • Sentimientos persistentes de tristeza • Sentimiento de desesperanza o desamparo • Baja autoestima • Sensación de ineptitud • Culpa excesiva • Deseos de morir • Pérdida del interés por las actividades habituales o placenteras • Dificultad en las relaciones afectivas • Perturbación del sueño (por ejemplo, insomnio o hipersomnia) • Cambios en el apetito o en el peso • Disminución de la energía • Dificultad para concentrarse • Disminución de la capacidad para tomar decisiones • Pensamientos suicidas o intentos de suicidio • Molestias físicas frecuentes (por ejemplo, dolor de cabeza, dolor de estómago, fatiga) • Intentos o amenazas de escaparse del hogar • Hipersensibilidad ante el fracaso o el rechazo • Irritabilidad, hostilidad, agresión Para llegar al diagnóstico de depresión grave, un niño necesita generalmente manifestar un grupo (varios) de los síntomas enumerados arriba en un mismo período de dos semanas. Los síntomas de la depresión grave 22
  23. 23. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. pueden parecerse a los de otros trastornos psiquiátricos. Siempre consulte al médico de su hijo para obtener el diagnóstico. ¿Cómo se diagnostica la depresión grave? Debido a que se ha demostrado que la depresión coexiste frecuentemente con otros trastornos psiquiátricos como por ejemplo, abuso de sustancias y los trastornos de ansiedad, el diagnóstico y el tratamiento tempranos son cruciales para que su hijo se recupere. Un psiquiatra, u otro profesional de la salud mental, normalmente diagnostica depresión grave a partir de una evaluación psiquiátrica completa. La evaluación de la familia del niño, siempre que sea posible, además de la información que ofrecen los maestros y otras personas encargadas del cuidado de la salud del niño, también pueden contribuir al diagnóstico. Tratamiento para la depresión grave: El tratamiento específico para la depresión grave será determinado por el médico de su hijo basándose en lo siguiente: • La edad de su hijo, su estado general de salud y su historia clínica • La gravedad de los síntomas de su hijo • La tolerancia de su hijo a determinados medicamentos, procedimientos o terapias • Las expectativas para la evolución del trastorno • Su opinión o preferencia. 23
  24. 24. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Los trastornos del estado de ánimo, entre los que se incluye la depresión grave, con frecuencia pueden tratarse de manera eficaz. El tratamiento debe basarse siempre en una evaluación completa del niño y de su familia. Dicho tratamiento puede incluir uno o varios de los siguientes: • Medicamentos antidepresivos (muy eficaces para el tratamiento de la depresión en niños y adolescentes, especialmente cuando se administran en combinación con la psicoterapia) • Psicoterapia para el niño (generalmente, terapia cognitiva conductual o interpersonal), orientada a modificar la visión distorsionada que tiene el niño de sí mismo y de su entorno, a intentar superar las relaciones complicadas y a identificar los factores de estrés de su entorno para que aprenda a evitarlos • Terapia familiar • Consulta en la escuela de su hijo Los padres representan un punto de apoyo y contención fundamentales en cualquier etapa del tratamiento. Debido a diversas razones, muchos padres de niños o adolescentes con depresión nunca recurren a un tratamiento adecuado para su hijo, aun cuando muchas personas con este trastorno que se someten a un tratamiento logran una mejoría, generalmente, en el término de pocas semanas. El tratamiento ininterrumpido puede evitar la reaparición de los síntomas depresivos. 24
  25. 25. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Si no se recurre al tratamiento adecuado, los síntomas pueden persistir semanas, meses o años. Además de causar problemas personales y psicosociales, la depresión en los niños y adolescentes también está relacionada con un mayor riesgo de suicidio. Además, este riesgo es aún mayor, particularmente entre los adolescentes varones, cuando la depresión está acompañada por otros trastornos de la salud mental (por ejemplo, trastorno de la conducta o drogadicción). Es muy importante que los padres y las personas encargadas del cuidado de la salud de los niños y adolescentes tomen con mucha seriedad los síntomas depresivos y suicidas y recurran a un tratamiento de manera inmediata. El suicidio es una emergencia médica. Consulte al médico de su hijo para obtener más información. La Salud Mental de Niños y Adolescentes La Distimia ¿Qué es la distímia? La distímia, también denominada trastorno distímico, es un tipo de trastorno afectivo (o del estado de ánimo) que con frecuencia se parece a una forma de depresión grave (depresión clínica) menos severa, pero más crónica. Sin embargo, las personas que sufren distímia también pueden experimentar episodios de depresión grave. La depresión es un trastorno del estado de ánimo que afecta al niño física y anímicamente y se refleja en su manera de pensar. Puede también afectar o interrumpir la alimentación o el sueño. No es lo mismo que sentir tristeza o estar quot;decaídoquot;, ni tampoco es indicio de debilidad personal ni constituye un trastorno que pueda disiparse o modificarse a voluntad. Los niños que sufren una enfermedad depresiva no pueden simplemente quot;controlarsequot; y 25
  26. 26. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. reponerse. Con frecuencia es necesario el tratamiento y, muchas veces, es decisivo para la recuperación. Existen tres tipos de depresión que pueden clasificarse en tres grupos principales: • Depresión grave (depresión clínica). • Trastorno bipolar (síndrome maníaco depresivo). • Trastorno distímico (distímia). ¿A quiénes afecta la distímia? La distímia se presenta en hasta el 4 por ciento de los niños, y hasta el 8 por ciento de los adolescentes. ¿Cuáles son los síntomas de la distímia? A continuación se enumeran los síntomas más comunes de la distímia, que son menos severos pero más crónicos que los de la depresión grave. Sin embargo, cada niño puede experimentarlos en forma diferente. Los síntomas pueden incluir: • Sentimientos persistentes de tristeza • Sentimiento de desesperanza o desamparo • Baja autoestima • Sensación de ineptitud • Culpabilidad excesiva • Deseos de morir • Pérdida de interés en las actividades habituales • Dificultad en las relaciones • Alteración del sueño (por ejemplo, insomnio, hipersomnia) • Cambios en el apetito o en el peso • Disminución de la energía • Dificultad para concentrarse 26
  27. 27. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. • Disminución de la capacidad para tomar decisiones • Pensamientos suicidas o intentos de suicidio • Hipersensibilidad ante el fracaso o el rechazo • Irritabilidad, hostilidad, agresión • Intentos o amenazas de escaparse del hogar • Molestias físicas frecuentes (por ejemplo, dolor de cabeza, dolor de estómago, fatiga) Un niño o un adolescente debe presentar un estado de ánimo deprimido o irritable junto con, por lo menos, otros dos síntomas de depresión (mencionados anteriormente) durante un año como mínimo antes de que se le pueda diagnosticar distímia. Los síntomas de la distímia pueden parecerse a los de otros trastornos o problemas médicos. Siempre consulte al médico de su hijo para obtener un diagnóstico. ¿Cómo se diagnostica la distimia? Debido a que se ha demostrado que la depresión coexiste frecuentemente con otros trastornos psiquiátricos como por ejemplo, el abuso de sustancias y los trastornos de ansiedad, el diagnóstico y el tratamiento tempranos son cruciales para que su hijo se recupere. Un psiquiatra, u otro profesional de la salud mental, normalmente diagnostica distímia a partir de una evaluación psiquiátrica completa. La evaluación de la familia del niño, siempre que sea posible, además de la información que ofrecen los maestros y otras personas encargadas del cuidado de la salud del niño, también pueden contribuir al diagnóstico. Tratamiento para la distímia: El tratamiento específico para la distímia será determinado por el médico de su hijo basándose en lo siguiente: • La edad de su hijo, su estado general de salud y su historia clínica • El alcance de los síntomas de su hijo. • La tolerancia de su hijo a determinados medicamentos, procedimientos o terapias. • Las expectativas para la evolución del trastorno. • Su opinión o preferencia. 27
  28. 28. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Los trastornos del estado de ánimo, entre los que se incluye el trastorno distímico, con frecuencia pueden tratarse de manera eficaz. El tratamiento debe basarse siempre en una evaluación completa del niño y su familia. Dicho tratamiento puede incluir uno o varios de los siguientes: • Medicamentos antidepresivos (muy eficaces para el tratamiento de la depresión en niños y adolescentes, especialmente cuando se administran en combinación con la psicoterapia) • Psicoterapia para el niño (generalmente, terapia cognitiva conductual o interpersonal), orientada a modificar la visión distorsionada que tiene el niño de sí mismo y de su entorno, a intentar superar las relaciones complicadas y a identificar los factores de estrés de su entorno para que aprenda a evitarlos • Terapia familiar • Consulta en la escuela de su hijo Los padres representan un punto de apoyo y contención fundamentales en cualquier etapa del tratamiento. La distímia implica un riesgo mayor de depresión grave si el niño o adolescente no recibe el tratamiento adecuado. También aumenta el riesgo de que un niño o un adolescente desarrolle otros trastornos de la salud mental. El tratamiento adecuado ayuda a reducir la gravedad de los síntomas y el riesgo de una recaída por un episodio depresivo. Debido a que los episodios de distimia pueden durar más de cinco años, el tratamiento ininterrumpido y a largo plazo puede ayudar a evitar la reaparición de los síntomas depresivos. 28
  29. 29. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. La Salud Mental de Niños y Adolescentes El Trastorno Bipolar y el Síndrome Maníaco Depresivo Descripción general de la depresión La depresión es un trastorno del estado de ánimo que afecta al niño física y anímicamente y se refleja en su manera de pensar. Puede también afectar o interrumpir la alimentación o el sueño. No es lo mismo que sentir tristeza o estar quot;decaídoquot;, ni tampoco es indicio de debilidad personal ni constituye un trastorno que pueda disiparse o modificarse a voluntad. Los niños que sufren una enfermedad depresiva no pueden simplemente quot;controlarsequot; y reponerse. Con frecuencia es necesario el tratamiento y, muchas veces, es decisivo para la recuperación. Existen tres tipos de depresión: Las depresiones pueden clasificarse en tres categorías principales; depresión grave (depresión clínica); trastorno bipolar (síndrome maníaco depresivo); y trastorno distímico (distimia). ¿Qué es el síndrome maníaco depresivo? El síndrome maníaco depresivo, conocido también con el nombre de trastorno bipolar, se clasifica como un tipo de trastorno afectivo (también llamado trastorno de estado de ánimo) que excede los altibajos normales, convirtiéndose en una enfermedad seria y una importante preocupación relacionada con la salud en Estados Unidos. El síndrome maníaco depresivo se caracteriza por episodios periódicos de gran júbilo, con ánimo eufórico o irritabilidad (episodios que constituyen la fase maníaca) a los que se contraponen episodios periódicos de graves síntomas depresivos clásicos. 29
  30. 30. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. ¿A quiénes afecta el síndrome maníaco depresivo? Por año, más de 5,7 millones de estadounidenses adultos padecen esta enfermedad; es decir, el 18 por ciento de los ciudadanos mayores de 18 años. Entre el 20 y el 30 por ciento de los pacientes adultos bipolares declaran haber tenido su primer ataque maníaco antes de los 20 años. Cuando los síntomas aparecen antes de los 12 años, a menudo se los confunde con el trastorno de déficit de atención con hiperactividad (ADHD), un síndrome que generalmente se caracteriza por serias dificultades persistentes que producen falta de atención o de concentración, impulsividad e hiperactividad. El síndrome maníaco depresivo afecta por igual a hombres y mujeres (aunque las mujeres son más propensas a la depresión que a la manía), y comienza a menudo en la adolescencia o juventud. Se ha mejorado la detección del síndrome maníaco depresivo en los niños pequeños, aunque continúa siendo difícil diagnosticarlo. El síndrome maníaco depresivo suele manifestarse en miembros de una misma familia y se cree que, en algunos casos, se trata de una enfermedad hereditaria. Los antecedentes familiares de abuso de fármacos también aumentan el riesgo de desarrollar este síndrome. Los investigadores continúan intentando identificar uno o más genes que pueden ser responsables de este trastorno. 30
  31. 31. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. ¿Cuáles son los síntomas del síndrome maníaco depresivo? A continuación, se enumeran los síntomas más comunes del síndrome maníaco depresivo. Sin embargo, cada persona puede experimentarlos de una forma diferente. Los síntomas depresivos pueden incluir: • Sentimientos persistentes de tristeza • Sentimiento de desesperanza o desamparo • Baja autoestima • Sensación de ineptitud • Culpabilidad excesiva • Deseos de morir • Pérdida de interés en las actividades habituales o que antes se disfrutaban • Dificultad en las relaciones • Perturbación del sueño (por ejemplo, insomnio, hipersomnio) • Cambios del apetito o del peso • Disminución de la energía • Dificultad para concentrarse • Disminución de la capacidad de tomar decisiones • Pensamientos suicidas o intentos de suicidio • Molestias físicas frecuentes (por ejemplo, dolor de cabeza, dolor de estómago, fatiga) • Intentos o amenazas de escaparse del hogar • Hipersensibilidad ante el fracaso o el rechazo • Irritabilidad, hostilidad, agresión 31
  32. 32. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Los síntomas maníacos pueden abarcar: • Autoestima exagerada • Menor necesidad de descanso y sueño • Mayor distracción e irritabilidad • Excesiva participación en actividades placenteras y de alto riesgo que pueden provocar consecuencias dolorosas, por ejemplo comportamiento provocativo, destructivo o anti-social (promiscuidad sexual, conducción imprudente, abuso del alcohol y de drogas). • Aumento de la locuacidad (por ejemplo aumento en la velocidad del habla, cambios rápidos de tema, intolerancia a las interrupciones) • Sentimientos de quot;excitaciónquot; o de euforia • Marcados cambios de estado de ánimo, por ejemplo inusitadamente feliz o tonto, extrañamente enojado, agitado o agresivo • Mayor deseo sexual • Mayor nivel de energía • Escaso sentido común en personas sensatas Algunos adolescentes experimentan síntomas psicóticos (que incluyen alucinaciones o delirios) en la fase maníaca. Para diagnosticar el síndrome maníaco depresivo, la persona debe mostrar síntomas de manía y de depresión en diversos grados, según la gravedad del trastorno. Los síntomas del síndrome maníaco depresivo, en especial en un adolescente, pueden parecerse a otros problemas (por ejemplo, abuso de drogas, trastorno de déficit de atención / hiperactividad, delincuencia). Siempre consulte al médico de su hijo para el diagnóstico. ¿Cómo se diagnostica el síndrome maníaco depresivo? Recurrir al diagnóstico y tratamiento temprano es crucial para la recuperación. A menudo, el diagnóstico se hace después que un psiquiatra u otro profesional de la salud mental ha realizado un examen psiquiátrico y una historia médica minuciosos. 32
  33. 33. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Tratamiento para el síndrome maníaco depresivo: El médico de su hijo determinará el tratamiento específico para el síndrome de maníaco depresión basándose en: • La edad de su hijo, su estado general de salud y sus antecedentes médicos • La gravedad de los síntomas de su hijo • La tolerancia de su hijo a determinados medicamentos, procedimientos o terapias • Las expectativas para la evolución de la enfermedad • Su opinión o preferencia Los trastornos del estado de ánimo, entre ellos el síndrome maníaco depresivo, a menudo pueden ser tratados eficazmente. El tratamiento debe estar siempre basado en una evaluación exhaustiva del niño y de la familia. El tratamiento puede incluir uno o más de las siguientes alternativas: • Medicamentos (es decir, medicamentos que estabilicen los estados de ánimo, como el litio, el valproato, la carbamacepina y los antidepresivos) • Psicoterapia (generalmente terapia cognitiva conductual, de apoyo, piscoeducativa o interpersonal) • Terapia familiar • Consultas con la escuela del niño Los padres juegan un papel de apoyo esencial en cualquier proceso de tratamiento. Un adecuado reconocimiento de la los cambios extremos y variados de estado de ánimo asociados con el síndrome maníaco depresivo es fundamental para determinar un tratamiento eficaz y evitar las potenciales y dolorosas consecuencias de una conducta maníaca imprudente. En la mayoría de los casos, es necesario un tratamiento preventivo a largo plazo para estabilizar los altibajos del estado de ánimo característicos de esta enfermedad. 33
  34. 34. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. La Salud Mental de Niños y Adolescentes El Suicidio de Adolescentes ¿Qué es el comportamiento suicida? El comportamiento suicida se define como la preocupación o acción orientada a causar la propia muerte de manera voluntaria. El intento de causar la propia muerte es esencial en esta definición. El pensamiento suicida hace referencia a ideas de cometer suicidio o el deseo de quitarse la propia vida. El comportamiento suicida hace referencia a las acciones concretas realizadas por quien está pensando o preparándose para provocar su propia muerte. El intento de suicidio normalmente hace referencia a una acción orientada a provocar la propia muerte que no logra su objetivo. El suicidio hace referencia a haber causado intencionalmente la propia muerte. ¿Cuáles son las causas del intento de suicidio en los adolescentes? La adolescencia es un período del desarrollo de mucho estrés lleno de cambios muy importantes: cambios en el cuerpo, cambios en las ideas y cambios en los sentimientos. El intenso estrés, confusión, miedo e incertidumbre, así como la presión por el éxito y la capacidad de pensar acerca de las cosas desde un nuevo punto de vista influyen en las capacidades del adolescente para resolver problemas y tomar decisiones. Para algunos adolescentes, los cambios normales del desarrollo, a veces acompañados por otros hechos o cambios en la familia como el divorcio o la mudanza a una nueva comunidad, cambios de amistades, dificultades en la escuela u otras pérdidas, pueden causar gran perturbación y resultar abrumadores. Los problemas pueden apreciarse como demasiado violentos o difíciles de sobrellevar. Para algunos, el suicidio puede parecer una solución. Del 12 al 25 34
  35. 35. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. por ciento de los niños mayores y adolescentes experimentan algún tipo de idea acerca del suicidio (pensamiento suicida) en algún momento. Cuando los sentimientos o pensamientos se vuelven más persistentes y vienen acompañados de cambios en el comportamiento o planes específicos de suicidio, el riesgo de un intento de suicidio se incrementa. ¿Qué se sabe acerca del suicidio de adolescentes? En las últimas décadas, la tasa de suicidio en los jóvenes se incrementó de manera significativa. En 2000, el suicidio fue la tercera causa principal de muerte en jóvenes de 15 a 24 años de edad. Según el Instituto Nacional de la Salud Mental (National Institute of Mental Health, NIMH), los resultados de la investigación científica establecen lo siguiente: • Se estima que hay “ocho” intentos de suicidio por cada suicidio concretado, y la proporción es aun mayor entre los jóvenes. • Los principales factores de riesgo para el intento de suicidio en los jóvenes son la depresión, el abuso de sustancias y los comportamientos agresivos o perturbadores. En un llamamiento a tomar medidas para la prevención del suicidio realizado por el Jefe del Servicio de Sanidad de Estados Unidos (U.S. Surgeon General) en 1999 se informó lo siguiente: • Los suicidios con armas de fuego representaron el 63 por ciento del incremento de la tasa general de suicidios desde 1980 hasta 1996, en el grupo comprendido entre los 15 y los 19 años. • Los hombres menores de 25 años tienen mayor probabilidad de suicidarse que sus pares mujeres. En 1996, la proporción entre ambos sexos para el grupo comprendido entre los 15 y los 19 años fue de 5 a 1 (hombres respecto de mujeres). 35
  36. 36. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Los Centros para la Prevención y el Control de las Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention, CDC) informan lo siguiente: • Los hombres tienen una probabilidad cuatro veces mayor de morir a causa de suicidio que las mujeres. • Sin embargo, las mujeres tienen mayor probabilidad de intentar el suicidio que los hombres. ¿Cuáles son los factores de riesgo del suicidio? Los factores de riesgo del suicidio varían de acuerdo con la edad, el sexo y las influencias culturales y sociales, y pueden modificarse a lo largo del tiempo. Por lo general, los factores de riesgo del suicidio se presentan combinados. A continuación, se incluyen algunos de los factores de riesgo que pueden presentarse: • Uno o más trastornos mentales diagnosticables o trastornos de abuso de sustancias • Comportamientos impulsivos • Acontecimientos de la vida no deseados o pérdidas recientes (por ejemplo, el divorcio de los padres) • Antecedentes familiares de trastornos mentales o abuso de sustancias • Antecedentes familiares de suicidio • Violencia familiar, incluido el abuso físico, sexual o verbal/emocional • Intento de suicidio previo • Presencia de armas de fuego en el hogar • Encarcelación • Exposición a comportamientos suicidas de otras personas, incluyendo la familia, los amigos, en las noticias o en historias de ficción. 36
  37. 37. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Señales de aviso de sentimientos, pensamientos o comportamientos suicidas: Muchas de las señales de aviso de posibles sentimientos suicidas son también síntomas de depresión. La observación de los siguientes comportamientos ayuda a identificar a las personas que pueden encontrarse bajo el riesgo de intento de suicidio: • Cambios en los hábitos alimenticios y del sueño • Pérdida de interés en las actividades habituales • Retraimiento respecto de los amigos y miembros de la familia • Manifestaciones de emociones contenidas y alejamiento o huida • Uso de alcohol y de drogas • Descuido del aspecto personal • Situaciones de riesgo innecesarias • Preocupación acerca de la muerte • Aumento de molestias físicas frecuentemente asociadas a conflictos emocionales, como dolores de estómago, de cabeza y fatiga • Pérdida de interés por la escuela o el trabajo escolar • Sensación de aburrimiento • Dificultad para concentrarse • Deseos de morir • Falta de respuesta a los elogios • Aviso de planes o intentos de suicidarse, incluyendo los siguientes comportamientos: o Verbaliza: quot;Quiero matarmequot; o quot;Voy a suicidarmequot; o Da señales verbales como quot;No seré un problema por mucho tiempo másquot; o quot;Si me pasa algo, quiero que sepan que ...quot; o Regala sus objetos favoritos; tira sus pertenencias importantes o Se pone alegre repentinamente luego de un período de depresión o Puede expresar pensamientos extraños 37
  38. 38. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. o Escribe una o varias notas de suicidio Las amenazas de suicidio significan desesperación y un pedido de auxilio. Siempre se deben tener en cuenta muy seriamente los sentimientos, pensamientos, comportamientos o planes de suicidio. Todo niño o adolescente que exprese ideas de suicidio debe ser sometido a una evaluación inmediatamente. Las señales de aviso de sentimientos, pensamientos o comportamientos suicidas pueden parecerse a las de otros trastornos médicos o problemas psiquiátricos. Siempre consulte al médico de su hijo para el diagnóstico. Tratamiento para los sentimientos y comportamientos suicidas: El tratamiento específico para los sentimientos y comportamientos suicidas será determinado por el médico de su hijo basándose en lo siguiente: • La edad del adolescente, su estado general de salud y sus antecedentes médicos • La gravedad de los síntomas del adolescente • La seriedad del intento • La tolerancia del adolescente a determinados medicamentos o terapias • Sus expectativas con respecto del riesgo futuro de suicidio • Su opinión o preferencia Todo adolescente que haya intentado suicidarse requiere de una evaluación física inicial y tratamiento hasta recuperar la estabilidad física. El tratamiento de la salud mental para los sentimientos, ideas o comportamientos suicidas comienza con una evaluación minuciosa de los acontecimientos de la vida del 38
  39. 39. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. adolescente ocurridos durante los dos o tres días previos al comportamiento suicida. Una evaluación integral del adolescente y de la familia contribuye a la toma de decisiones con respecto de las necesidades de tratamiento. Las recomendaciones de tratamiento pueden incluir, entre otras, la terapia individual para el adolescente, terapia de familia y, cuando sea necesario, la internación para brindarle al adolescente un entorno supervisado y seguro. Los padres tienen un rol vital de apoyo en cualquier proceso de tratamiento. Prevención del suicidio: El reconocimiento y la intervención temprana de los trastornos mentales y de abuso de sustancias es la forma más eficaz de prevenir el suicidio y el comportamiento suicida. Varios estudios han demostrado que los programas de prevención del suicidio con más probabilidades de éxito son aquellos orientados a la identificación y el tratamiento de las enfermedades mentales y el abuso de sustancias, el control de los efectos del estrés y de los comportamientos agresivos. El suicidio es un problema de la salud pública trágico y potencialmente evitable. En 1999, el Jefe del Servicio de Sanidad de Estados Unidos (U.S. Surgeon General) realizó un llamamiento a tomar medidas para la prevención del suicidio mediante la introducción de una estrategia de Concientización, Intervención y Metodología (Awareness, Intervention, and Methodology, AIM). El plan incluye iniciativas de investigación, conferencias y la evaluación de la eficacia de los programas de prevención actuales. El Centro Nacional para la Prevención y Control de Lesiones (National Center for Injury Prevention and Control, NCIPC) trabaja para aumentar la conciencia del suicidio como un problema serio de la salud pública. Cuidado de Salud Mental El cuidado de salud mental es el cuidado de los problemas emocionales o de comportamiento. El problema puede ser a corto plazo como una depresión post- parto o puede ser a largo plazo como una depresión maníaca (trastorno bipolar afectivo) o autismo. 39
  40. 40. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. El cuidado de salud mental puede incluir: • Pruebas de diagnóstico para identificar un problema de salud mental. • Cuidado clínico y hospitalario. • Beneficios en la prescripción de drogas. • Asistencia o terapia para individuos, familias y parejas. • Asistencia o terapia de grupo. Como conseguir Cuidado de Salud Usted puede pedir a su doctor de cabecera, a su proveedor de cuidado de salud mental o a su plan de salud que la deriven o refieran con un especialista. En algunos planes usted puede concertar una cita directamente con un proveedor de cuidado de salud mental. Lea su Cartilla de Cobertura (un folleto acerca de sus beneficios) o llame al número de teléfono que se encuentra en su carnet de socio, para averiguar que necesita hacer si desea ver a un proveedor de salud mental. Algunos planes tienen el número de teléfono de cuidado de salud mental en el carnet de socio. Usted puede llamar a este número. La Ley de Paridad de Salud Mental protege a los miembros con ciertas condiciones Un plan de salud debe cubrir iguales o equivalentes beneficios para ciertas condiciones mentales de salud que para otras condiciones médicas. Esto se llama quot;paridad de salud mental.quot; Es una ley en California. Si usted tiene beneficios de cobertura en la prescripción de drogas, las drogas para estas condiciones deben ser cubiertas con los mismos porcentajes. Los co-pagos, deducibles y límites máximos vitalicios para estas condiciones deben ser iguales que los otorgados a las condiciones médicas. 40
  41. 41. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. La ley de paridad de salud mental protege a las personas con las siguientes condiciones: • Depresión importante • Trastorno bipolar o Síndrome maníaco depresivo • Trastorno de pánico • Anorexia o bulimia • Trastorno obsesivo-compulsivo • Autismo • Esquizofrenia • Trastorno esquizo-afectivo • Disturbios emocionales severos en los niños • Trastorno de desarrollo penetrante Conozca sus Derechos • Bajo la ley de paridad de salud mental usted tiene derecho al tratamiento de ciertas condiciones. • Usted puede cambiar su doctor u otro proveedor de salud mental si no está satisfecho. • Usted puede ver y conseguir una copia de sus expedientes médicos. Usted puede agregar sus propias notas a los mismos. • Usted tiene el derecho a mantener la privacidad de sus expedientes médicos. • Usted puede pedir una segunda opinión sobre su diagnóstico o tratamiento. • Lea más información sobre sus derechos de cuidado médico. Preguntas y Respuestas • ¿Qué ocurre si mi problema no se encuentra en la lista de condiciones de paridad de salud mental? • ¿Cómo consigo cuidado para un problema de abuso de sustancias? • ¿Qué ocurre si la medicina que necesito no se cubre? • ¿La ley de paridad de salud mental cubre a los niños? • ¿Mi plan cubrirá el tratamiento residencial? • ¿Qué ocurre si tengo Medi-Cal? • ¿Qué ocurre si tengo Medicare? 41
  42. 42. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. ¿Qué ocurre si mi problema no se encuentra en la lista de condiciones de paridad de salud mental? Usted todavía puede conseguir cuidado de su plan de salud. Llame al número de teléfono que se encuentra en su carnet de socio para averiguar que servicios cubre su plan. ¿Cómo consigo cuidado para un problema de abuso de sustancias? Mire su cartilla de cobertura o llame a su plan de salud para ver si se cubren problemas de abuso de sustancias. El abuso de sustancias no es una de las condiciones que deben cubrirse bajo la ley de paridad de salud mental. Sin embargo si su plan cubre problemas de abuso o apego a sustancias, usted puede pedir que su doctor la derive para un tratamiento. También puede llamar a su plan de salud y preguntar si puede ver a un profesional de cuidado de salud mental sin una derivación. Pida una lista de proveedores médicos. ¿Qué ocurre si la medicina que necesito no se cubre? Pregunte si existe una droga similar que se encuentre cubierta. Vea prescripción de drogas. Si su doctor piensa que usted necesita un medicamento que no se encuentra cubierto, él debe hacer una petición especial a su plan. Si le dicen que usted no puede conseguir dicho medicamento, usted puede presentar una queja con su plan. ¿La ley de paridad de salud mental cubre a los niños? Sí. Se encuentran cubiertos ciertos disturbios emocionales severos en los niños así como también el autismo y los trastornos de desarrollo penetrante. ¿Mi plan cubrirá el tratamiento residencial? Pregunte a su plan de salud si el tratamiento residencial se encuentra cubierto. Un centro residencial de tratamiento proporciona tratamiento a largo plazo y supervisión las 24 horas. En general es menos restrictivo que un hospital psiquiátrico. 42
  43. 43. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Pregunte cuanto tiempo dura el tratamiento residencial; cuanto tendrá que pagar y donde se le proporcionará. Usted necesitará una aprobación previa de su plan de salud antes de recibir el tratamiento. Si éste dice que el tratamiento no es médicamente necesario, usted puede presentar una queja con su plan. ¿Qué ocurre si tengo Medi-Cal? Medi-Cal proporciona cuidado de salud mental. Si usted tiene un plan de salud de Medi-Cal, llame a su plan o al Servicio de Mediación para el Programa de Salud Mental de Medi-Cal al 1-800-896-4042 (en estados Unidos). ¿Qué ocurre si tengo Medicare? Llame a su plan de salud y pregunte que servicios médicos de salud mental se encuentran cubiertos. La ley de paridad de salud mental no se aplica a los planes de Medicare. Recursos Red de Clientes de Salud Mental de California (California Network of Mental Health Clients). Organización paritaria para la defensa de los consumidores de salud mental. 1-800-626-7447 www.californiaclients.org Oficina de Derechos de los Pacientes de California (California Office of Patients' Rights). Provee defensa a los pacientes hospitalizados por enfermedad mental. 1-916-575-1610 Servicios de Mediación para el Programa de Salud Mental de Medi-Cal (Medi-Cal Mental Health Care Ombudsman). 43
  44. 44. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Presta información y ayuda con los servicios de salud mental de Medi-Cal. 1-800-896-4042 (Español) 1-800-896-2512 (TTY) www.dmh.cahwnet.gov/SpecialPrograms/ombud.asp Alianza Nacional para el Enfermo Mental (NAMI) [National Alliance for the Mentally Ill (NAMI)] Agrupación para la defensa de la gente con enfermedad mental y sus familias. 1-800-950-6264 (Español) www.nami.org (Español) Instituto Nacional de Salud Mental (National Institute of Mental Health) Brinda información e investigación sobre tratamientos de salud mental. 1-866-615-6464 (Español) www.nimh.nih.gov Asociación Nacional de Salud Mental (National Mental Health Association) Provee información, defensa y referencias para adultos y niños. 1-800-969-6642 (Español) 1-800-433-5959 (TTY) www.nmha.org Protección y Defensa (Protection & Advocacy) Presta información sobre los derechos de las personas con discapacidades de salud mental. 1-800-776-5746 (Atención en varios idiomas) www.pai-ca.org 44
  45. 45. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. www.slideshare.net/Euler/slideshows Nunca me pregunto que es la causa de tal o cual enfermedad, ya que el síntoma o la enfermedad (efecto aparente) es solo la manifestación o el antecedente de algún desequilibrio o proceso por el cual esta pasando el organismo; y es así que, se manifiesta como un resultado de una acción determinada, que puede ser interna o externa. Sino más bien, me pregunto, cómo es la vida psicológica del ser humano o de la persona, ya que en función de sus pensamientos, sentimientos y emociones, ahí se encuentra la base o el desequilibrio de una manifestación orgánica, la cual se presenta como una enfermedad o desequilibrio fisiológico. RUIZ, LIMON RAMON 45
  46. 46. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Hoy en día, donde las personas, con tantas ocupaciones o compromisos, no tienen tiempo, o un espacio, para reflexionar sobre su vida emocional (cargas y respuestas afectivas). Pero recuérdese que, el organismo del ser humano, tiene un límite, y cuando la persona no es capaz de monitorearse a si mismo (a), entonces el cuerpo u organismo humano se encarga de recordarle que ponga atención, pero lo hace a través de un trastorno psicológico o fisiológico, y quizás cuando esto sucede, es demasiado tarde, o quizá no existe ya solución alguna, para tal desequilibrio. Reflexione, sobre la demanda de servicios médicos que cada hospital en cualquier parte del mundo tiene, en especial en el área de especialidades. Cada vez que veo un caso difícil, me doy cuenta de la vulnerabilidad a la que estamos sujetos los seres humanos. 46
  47. 47. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Resumen: El síndrome depresivo ¿enfermedad silenciosa? Cada año, el 9.5% de la población padece de enfermedades de tipo depresivo. Desgraciadamente, muchas personas no saben que la depresión es una enfermedad tratable, es un padecimiento que afecta al organismo en su conjunto, el ánimo, y la energía. Afecta de manera importante la autoestima y el comportamiento. Un trastorno depresivo no es lo mismo que un estado pasajero de tristeza. No indica debilidad personal. No es una condición de la cual uno puede liberarse de manera voluntaria. Existen varios tipos de trastornos depresivos: • Depresión severa. La depresión severa se manifiesta por una combinación de síntomas que interfieren con la capacidad para trabajar, estudiar, dormir, comer y disfrutar de actividades que antes eran placenteras. • Distimia 47
  48. 48. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Es un tipo de depresión menos grave, incluye síntomas crónicos (a lo largo plazo) que no incapacitan de manera severa, sin embargo impiden el buen funcionamiento y el bienestar de la persona. Muchas personas con distímia también pueden padecer de episodios depresivos severos en algún momento de su vida. • Trastorno bipolar. Otro tipo de depresión es el trastorno bipolar, llamado antiguamente enfermedad maníaco-depresiva. No es tan frecuente como los otros trastornos depresivos. El trastorno bipolar se caracteriza por cambios cíclicos en el estado de ánimo: fases de ánimo elevado o eufórico (manía) y fases de ánimo bajo (depresión). Los cambios de estado de ánimo pueden ser dramáticos y rápidos, pero más a menudo son graduales. Depresión posparto. Las mujeres deben de estar alertas de cambios conductuales que pueden ocurrir, durante el embarazo y después del parto. Los síntomas pueden comenzar de tres a cuatro días después del parto, y esto incluye cambios significativos en la conducta de la paciente. Estos síntomas desaparecen por lo regular diez días después del parto. Pero si se prolongan o se intensifican, se le llama depresión posparto. Los siguientes son signos y síntomas que comúnmente se asocian al síndrome depresivo: • Estado de ánimo triste, ansioso o quot;vacíoquot; en forma persistente. • Sentimientos de desesperanza y pesimismo persistente. • Sentimientos de culpa, inutilidad y impotencia. • Pérdida de interés o placer en pasatiempos y actividades que antes se disfrutaban, incluyendo la actividad sexual. • Disminución de energía, fatiga, agotamiento, sensación de estar quot;en cámara lenta.quot; • Dificultad en concentrarse, recordar y tomar decisiones. • Insomnio, despertarse más temprano o dormir por periodo prolongados. 48
  49. 49. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. • Pérdida de peso, apetito o ambos, o por el contrario comer demasiado y aumento de peso significativo, en ausencia de trastornos endocrinos. • Pensamientos de muerte o suicidio; intentos de suicidio. • Inquietud, irritabilidad. • Síntomas físicos persistentes que no responden al tratamiento médico, como dolores de cabeza, trastornos digestivos y otros dolores crónicos. Algunos tipos de depresión tienden a afectar miembros de la misma familia, lo cual sugeriría que se puede heredar una predisposición biológica. Esto parece darse en el caso del trastorno bipolar.. Sin embargo, no todos los que tienen la predisposición genética para el trastorno bipolar lo padecen. Al parecer, hay otros factores adicionales que contribuyen a que se desencadene la enfermedad: posiblemente tensiones en la vida, problemas de familia, trabajo o estudio. En algunas familias la depresión severa se presenta generación tras generación. Sin embargo, la depresión severa también puede afectar a personas que no tienen una historia familiar de depresión. Sea hereditario o no, el trastorno depresivo severo está a menudo asociado con cambios en las estructuras o funciones cerebrales. En los últimos años, la investigación científica ha demostrado que algunas enfermedades físicas pueden acarrear problemas mentales. Enfermedades tales como los accidentes cerebro- vasculares, las enfermedades cardiovasculares, el cáncer, la enfermedad de Parkinson y los trastornos hormonales, pueden llevar a una enfermedad depresiva. La persona deprimida se siente apática y sin deseos de atender a sus propias necesidades físicas, lo cual prolonga el periodo de recuperación. La pérdida de un ser querido, los problemas en una relación personal, los problemas económicos, o cualquier situación estresante en la vida, también pueden precipitar un episodio depresivo. Las causas de los trastornos depresivos generalmente incluyen una combinación de factores genéticos, psicológicos y ambientales. 49
  50. 50. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. El primer paso para recibir un tratamiento adecuado para la depresión consiste en un examen médico. Ciertos medicamentos, así como algunas enfermedades, por ejemplo infecciones virales, pueden producir los mismos síntomas que la depresión. La selección del tratamiento dependerá del resultado de la evaluación. Existe una gran variedad de medicamentos antidepresivos y psicoterapias que se pueden utilizar para tratar los trastornos depresivos. Una pregunta que se hace de manera habitual: ¿A quien acudir en caso de presentar manifestaciones que orienten a la presencia de un síndrome depresivo?. Es necesaria la valoración inicial de un médico, ya que en algunos casos, el tratamiento que el paciente recibirá esta basado en fármacos, dependerá del criterio de el medico tratante, sugerir apoyo psicoterapéutico. Muchas formas de psicoterapia, incluso algunas terapias a corto plazo (10-20 semanas), pueden ser útiles para los pacientes deprimidos. Las terapias quot;de conversaciónquot; ayudan a los pacientes a analizar sus problemas y a resolverlos, a través de un intercambio verbal con el terapeuta. Algunas veces estas charlas se combinan con quot;tareas para hacer en casaquot; entre una sesión y otra. Los profesionales de la psicoterapia que utilizan una terapia quot;de comportamientoquot; procuran ayudar a que el o la paciente encuentre la forma de obtener más satisfacción a través de sus propias acciones. También guían al paciente para que abandone patrones de conducta que contribuyen a su depresión o que son consecuencia de la misma. Existen varios tipos de medicamentos antidepresivos utilizados para tratar este trastorno. Se incluyen los quot;inhibidores selectivos de la recaptura de serotoniaquot;, fármacos de reciente incorporación que han demostrado ser efectivos en el tratamiento de la depresión, cabe señalar que deben ser prescritos sólo por un medico y que por ningún motivo el paciente deberá mezclarlos con alcohol u otros medicamentos, pues el síndrome depresivo, como hemos visto, es un trastorno que amerita tratamiento especifico. Ante cualquier duda consulta primero con un profesional. 50
  51. 51. SALUD MENTAL, ***Ramón Ruiz***, Detroit, Michigan (usa) 2000. Fuentes Consultadas. Internet: 1. http://www.healthsystem.virginia.edu/uvahealth/peds_mentalhealth_sp/o verview.cfm www.slidesahre.net/Euler/slideshows 51

×