MONOGRAFÍA COCAÍNA
        Editores: Francisco Pascual - Meritxell Torres - Amador Calafat




                           ...
MONOGRAFÍA
    COCAÍNA

                     Editores:
Francisco Pascual, Meritxell Torres, Amador Calafat
Indice



PRESENTACIÓN
Presentation
Robles, G................................................................................
COMPLICACIONES ORGÁNICAS DE LA COCAÍNA.
Medical complications induced by cocaine.
Balcells Oliveró, M. ......................
Presentación



     l pasado año 2000, Socidrogalcohol ela-      sumos más habituales que, en el último mes,

E    boró y...
problemas generados por la cocaína repre-        obra, que estoy seguro va a contribuir a una
senta una de las prioridades...
Aproximación histórica a la cocaína.
                                 De la coca a la cocaína.
                           ...
pequeña y roja, crece hasta una altura media        también se dice que proviene del término
de un metro y contiene hasta ...
las marchas se hacían interminables. Las dis-    dad, por lo que la oligarquía concedió el favor
tancias se contaban por “...
Las autoridades de aquella época calcula-       de forma más amplia en su versión de té
ban que entre un tercio y la mitad...
largo plazo, el paso se volvía poco seguro, la      de la cocaína. Los cuatro elementos del alca-
piel amarillenta, los oj...
nociva por si misma, pues solo admite efectos      lo utilizaban para alivio de sus gargantas..
negativos entre los adicto...
cuenta con 60.000 palabras). El tercer día         interferencia intersináptica, teniendo capaci-
rompió el manuscrito y e...
bebida contenía alcohol que se suprimió ante              cótica, las convulsiones e incluso algunos
el establecimiento de...
En 1906 el gobierno Federal aprobó la Pure      Mundial y la Guerra Civil Española, la cocaína
Food and Drug Act, exigiend...
Control Act promulgaban penas máximas a            cación cocaínica dentro de su obra “La Psi-
los infractores de las leye...
dalos públicos, rebeliones, rotura de escapa-     las penas, que, en ciertas personas, más sen-
rates, etc...             ...
dinosos y finalmente lesiones cutáneas de         y Panamá, en estos países últimamente se
rascamiento.                   ...
El consumo de cocaína se incrementó               clorhidrato de cocaína, obtenido a partir de la
durante la década de los...
medios de comunicación en el New York                A partir de los años 90 el consumo de
Times el 17-11-1985.           ...
relacionadas con el consumo de cocaína,                   del cultivo de coca y el desarrollo alternativo
habiéndose produ...
d´Information ce qu´il faut savoir. CFES. France.   Rudgley, R. Enciclopedia de las substancias psico-
     Avril 2000.   ...
Epidemiología del uso/abuso de cocaína.
                        BOBES, J.*; SÁIZ, P.A.**; GONZÁLEZ, M.P.**; BASCARÁN, M.T....
1. TENDENCIAS EN EL USO/ABUSO DE                España) muestran niveles de hasta un 4%
   COCAÍNA EN LA UNIÓN EUROPEA    ...
Figura 1. Prevalencia vida del consumo de cocaína en los
                              Estados miembros de la Unión Europe...
za por estar socialmente integrado, tener una      las diferencias metodológicas entre ambas
edad entre los 20 y los 40 añ...
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Cocaina2
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Cocaina2

11,506

Published on

Cocaina2

  1. 1. MONOGRAFÍA COCAÍNA Editores: Francisco Pascual - Meritxell Torres - Amador Calafat adicciones Subvencionado por: Vol. 13, suplemento 2 Delegación del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas 2 0 01
  2. 2. MONOGRAFÍA COCAÍNA Editores: Francisco Pascual, Meritxell Torres, Amador Calafat
  3. 3. Indice PRESENTACIÓN Presentation Robles, G............................................................................................................................................... 5 APROXIMACIÓN HISTÓRICA A LA COCAÍNA. DE LA COCA A LA COCAÍNA. Historical aproximation to cocaine. From coca to cocaine. Pascual Pastor, F. ................................................................................................................................... 7 EPIDEMIOLOGÍA DEL USO/ABUSO DE COCAÍNA. Epidemiology of use/abuse of cocaine. Bobes, J.; Sáiz, P González M.P Bascarán, M.T............................................................................... .A.; .; 23 COCAÍNA: ASPECTOS FARMACOLÓGICOS. Cocaine: pharmacologia aspects. Lizasoain, I.; Moro, M.A.; Lorenzo, P ................................................................................................... .. 37 PERSONALIDAD Y USO-ABUSO DE COCAÍNA. Personality and use-abuse of cocaine. Sáiz, P González, M.P Paredes, B.; Martínez, S.; Delgado, J.M. ..................................................... .A.; .; 47 VIDA SOCIAL DE LA COCAÍNA. Cocaine social life. Calafat, A.; Juan, M.; Becoña, E.; Fernández, C.; Gil, E.; Llopis, J.J...................................................... 61 USO RECREATIVO DE COCAÍNA POR LOS JÓVENES DE LA COMUNIDAD VALENCIANA. Cocaine recreational use in Valencia region. Torres Hernández, M.A. ........................................................................................................................ 105 USO RECREATIVO DE COCAÍNA Y ASUNCIÓN DE RIESGOS: RESULTADOS CONVERGENTES EN CUATRO MUESTRAS. Recreational use of drugs and coping with risks: convergent findings across four samples. Calafat Far, A.; Fernández Gómez, C.; Juan Jerez, M............................................................................ 123 DEPENDENCIA, INTOXICACIÓN AGUDA Y SÍNDROME DE ABSTINENCIA POR COCAÍNA. Dependence, acute intoxication and withdrawal syndrome in cocaine users. Llopis Llácer, J.J. ................................................................................................................................... 147 VOL. 12. SUPLEMENTO 2 3
  4. 4. COMPLICACIONES ORGÁNICAS DE LA COCAÍNA. Medical complications induced by cocaine. Balcells Oliveró, M. ............................................................................................................................... 167 COMPLICACIONES PSICÓTICAS DEL CONSUMO DE COCAÍNA. Psycotic complications in cocaine users. Roncero, J.; Ramos, J.A.; Collazos, F.; Casas, M................................................................................... 179 APROXIMACIÓN TERAPÉUTICA DE LA DEPENDENCIA DE COCAÍNA. Therapeutic approach to cocaine dependence. San Molina, L.; Arranz Martí, B.............................................................................................................. 191 TRATAMIENTO DEL CONSUMO DE COCAÍNA. INTEGRANDO PSICOTERAPIA Y FARMACOTERAPIA Cocaine abuse treatment. Integrating psychotherapy and pharmacotherapy. Solé Puig, J............................................................................................................................................ 209 COCAÍNA EN EL DERECHO PENAL ESPAÑOL. Cocaine in the spanish penal code. Herrero Álvarez, S.. ............................................................................................................................... 227 4 VOL. 12. SUPLEMENTO 2
  5. 5. Presentación l pasado año 2000, Socidrogalcohol ela- sumos más habituales que, en el último mes, E boró y editó, con la colaboración de la Delegación del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas, una monografía sobre alcanza al 2,2%. No obstante, se confirma un mayor grado de penetración de la cocaína en la población juvenil. el cannabis que tuvo una gran aceptación En consonancia con esta realidad que evi- entre los profesionales y los estudiosos del dencian los datos de consumo, están aumen- sector de las drogodependencias. La razón tando significativamente las admisiones a tra- es bien sencilla, los coordinadores tuvieron el tamiento por el uso de esta sustancia, acierto de aglutinar a un nutrido grupo de desmintiendo de esta forma la supuesta inca- especialistas que configuraron una aproxima- pacidad de la cocaína para generar demandas ción global y actualizada sobre esta compleja asistenciales. Así, en el año 2000, 8.272 per- problemática. sonas han demandado tratamiento alegando Ahondando en esta perspectiva de acercar como sustancia principal que motiva esta a un público amplio las investigaciones más petición el consumo de cocaína. Esta cifra recientes relacionadas con las sustancias de representa el 17,2% del total de demandas consumo más frecuente en nuestro país, de tratamiento por el consumo de cualquier esta entidad profesional nos ofrece ahora sustancia. Pero aún más significativo es el otra monografía dedicada a la cocaína. hecho de que la cifra de “nuevos” deman- En efecto, la cocaína es, tras el cannabis, dantes, es decir, de los que acuden a los ser- la sustancia ilegal más consumida por la vicios de atención por primera vez supone población general española. Según los últi- casi la tercera parte (32,1%) del total. mos datos de que disponemos correspon- Por todo ello, es indudable la oportunidad dientes a 1999 -en estos momentos se está de un trabajo como el que ahora ve la luz que llevando a cabo una nueva encuesta a la pretende, al igual que en el caso anterior, pro- población general- un 3,1% de los españoles fundizar en el conocimiento integral del fenó- de 15 a 65 años afirma haberla probado algu- meno ligado a la cocaína, estudiando sus na vez a lo largo de su vida, mientras que un aspectos históricos, epidemiológicos, clíni- 1,5% lo habían hecho en el año anterior a ser cos, de tratamiento, etc. Todos ellos son preguntados y un 0,8% en el último mes. abordados de forma rigurosa por una serie de Mientras que el consumo ocasional se viene especialistas de reconocido prestigio en el manteniendo relativamente estable en los abordaje de esta sustancia. últimos años, el consumo más frecuente Antes de finalizar, quisiera destacar muy registra, sin embargo, un leve ascenso. especialmente una cuestión que plantean de Por lo que se refiere al sector más joven forma específica los autores de la monogra- de la población, concretamente los escolares fía. Se trata de los nuevos tratamientos para de 14 a 18 años, el consumo de cocaína cre- los usuarios de cocaína, así como las estrate- ció progresivamente y en todos los indicado- gias para disminuir el consumo y mejorar la res desde 1994 hasta 1998. Sin embargo, en calidad de vida de estos adictos. La capacita- la última encuesta, realizada en el año 2000, ción a todos los profesionales de la atención se produce una estabilización de los consu- a las drogodependencias en estrategias y mos ocasionales y una reducción de los con- técnicas de intervención terapéutica ante los VOL. 13. SUPLEMENTO 2 5
  6. 6. problemas generados por la cocaína repre- obra, que estoy seguro va a contribuir a una senta una de las prioridades del Plan Nacional mayor comprensión del fenómeno del consu- sobre Drogas. Durante años hemos adquirido mo de cocaína y a mejorar su prevención y un valioso bagaje en el tratamiento de los tratamiento. No me queda más que reiterar, heroinómanos, sin embargo, los adictos a la una vez más, el compromiso de la Delega- cocaína reúnen unos perfiles y unas exigen- ción en seguir apoyando estudios como éste, cias terapéuticas bien diferenciadas que pre- que suponen un acicate para los estudiosos y cisan de una adecuación en los procedimien- una ayuda inapreciable a los que tenemos la tos utilizados en la rehabilitación. difícil tarea de impulsar y planificar las políti- Mi felicitación, por tanto, a todos los que cas de actuación ante los consumos de dro- han participado en la elaboración de esta gas y sus consecuencias. GONZALO ROBLES OROZCO Delegado del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas 6 Presentación
  7. 7. Aproximación histórica a la cocaína. De la coca a la cocaína. PASCUAL PASTOR, F. Responsable Unidad de Alcohología Conselleria de Sanitat - Generalitat Valenciana. Enviar correspondencia: Dr. Francisco Pascual Pastor. Unidad de Alcohología. C/ El Camí nº 40. 03801 Alcoi. Fax 965543167. Resumen Summary La utilización de las hojas de coca por parte de las The use of the cocaine leaves by part of Incas culturas incaicas enmarcada en sus costumbres coti- cultures remains framed in their daily customs as a dianas como estimulante, ahorrador de energías y stimulant, economiser of energy and as a hunger protector del hambre junto con algunos elementos protector joined with some charming elements chamánicos reservados a las castas religiosa o más reserved to the religious castes or higher castes at altas, fue aprovechada por los descubridores españo- least. The cocaine leaves was profited by Spaniards les de las “Américas” para explotar laboralmente a las discoverers of the “Americas” to exploit at working to tribus indígenas. Su consumo, casi necesario, mas- Indigenous tribes. Their consumption almost cando las hojas de coca estuvo íntimamente ligado necessary was by masticating cocaine leaves and con las culturas precolombinas. was very tied with the pre- Colombian cultures. La oposición de ciertos sectores eclesiásticos no The resistance of certain ecclesiastical sector tuvo respaldo entre los comerciantes y explotadores didn’t have support between traders and exploiters of de campos y minas. arable lands and mines. Pero la verdadera eclosión se produce con el des- But the true expansion was in the nineteen cubrimiento en el siglo XIX de su alcaloide: la cocaína. Century with the discovery of it alkaloid: the cocaine. Ensalzada desde el punto de vista médico y social, It was prised from the medical and social point of hasta principios del siglo XX, prohibida posteriormen- view to the beginning of twenty Century. It was te por la aparición de consecuencias sobre todo de forbidden later by the appearance of consequences orden psicológico y la constatación de su capacidad specially psychosocial order and the checking of adictiva, no ha sido suficiente para que se haya con- addictive capacity. But this haven’t been enough to be vertido en nuestros días en una de las drogas más considered as one of the drugs more consumed consumidas, como droga recreativa, originando pin- nowadays, not only as a recreational drug but causing gües beneficios en el mercado negro y apareciendo benefits in the black market and appearing new nuevas formas adictivas más peligrosas y adictógenas addictive habits which are more dangerous and que la propia cocaína. addictive than the cocaine itself. Palabras clave: Coca, cocaína, basuco, crack, Coca – Key Words: Coca, Cocaine, basuco, crack, Coca - Cola. Speed ball, historía. Cola. Seed ball, history. LA COCA. cultiva en América del Sur, en Indonesia y en algún estado africano. a cocaína se obtiene de las hojas del La coca es un arbusto de la familia de las L arbusto del Coca (Erytroxylon coca), planta originaria de los Andes y que se eritroxiláceas, con hojas alternas, aovadas y enteras, flores blanquecinas y fruto en baya VOL. 13. SUPLEMENTO 2 7
  8. 8. pequeña y roja, crece hasta una altura media también se dice que proviene del término de un metro y contiene hasta 14 – 17 alcaloi- Inca “ Kuka” y tuvo un importante uso duran- , des distintos de los que el más conocido y te su imperio (originario de la región del estudiado es la cocaína.. Existen entre seten- Cuzco) en los siglos XIII al XVI de nuestra era. ta y cinco y doscientas cincuenta especies Para la tradición incaica fue Manco Copac de eritroxiláceas, aunque las más extendidas quien otorgó la bendición de Mama Coca a son la Eritroxylon coca lam y la erytroxylon una humanidad abrumada, para hacerla capaz novogratense, destinadas en la región andina de soportar el hambre y las fatigas. Mama al cultivo para consumo tradicional y su trans- Coca era una deidad equivalente a la diosa formación en cocaína. Ceres de otros cultos, y se incluía la coca en Por lo tanto tendremos que partir del cono- los sacrificios, en la creencia de que lo más cimiento y el uso de dicha planta en la anti- valioso debía ofrecerse a los dioses. güedad para conocer mejor sus usos y sus Los indios de América masticaban las hojas efectos, tanto de sus hojas como de su prin- tanto de tabaco como de coca como sustitu- cipal alcaloide. to del refrigerio, para elevarse psicológica- Por ser originaria del valle de Couca es mente, como si alcanzaran un éxtasis muy conocida en gran parte de América meridio- leve. nal, dándose su cultivo desde la región cari- Las hojas de coca se empleaban como beña y centroamericana hasta la cuenca del talismanes y amuletos para prosperar en Amazonas, para su cultivo son necesarios lides amorosas y otros negocios, sobre todo una altitud de entre los 500 a los 1.200 en ceremonias religiosas, creyendo que les metros y un clima tropical. convertía en animales poderosos, visionarios, No se conoce ninguna planta en el Viejo tales como pájaros, sobre todo águilas y Mundo que contenga cocaína. El uso de la otras rapaces, lo que les daba una visión glo- coca se data en el año 5000 a.de. C. y se ha bal del mundo. Servía para adivinar el futuro a observado en restos funerarios del 2500 a de través de sus efectos estimulantes. Aunque C. Se utilizaba para asistir al finado en la otra al parecer no servía para entrar en “trance” , vida. Se ha encontrado en la boca de las para lo cual solían utilizar la datura que era momias, así como en sacos llenos de hojas y más fuerte. La religión Inca conservaba el dispuestos junto a los difuntos en sus tum- elemento del chamanismo, y la coca era una bas, para ayudarles a cruzar el equivalente de las drogas tomadas por los sacerdotes – Inca del Estigia. adivinos, el adivino quemaba las hojas de Alrededor del año 1500 a. de C. se utilizaba coca con el fin de poder “ver” los aconteci- un compuesto líquido elaborado a partir de las mientos venideros en el espiral de humo. hojas de coca como anestésico en cirugía Uno de los usos más extendidos fue entre cerebral. En las sociedades precolombinas, la los braceros al norte de los Andes para no coca servía de planta medicinal, de droga esti- notar el cansancio mientras extraían estaño o mulante, de objeto ritual y de rito de imposi- plata de las minas o para labrar los campos. ción. Para los indios yunga, fue un arbusto Servía además para atenuar el cansancio y el que permitió vencer a un dios maligno. mal de altura en las subidas, cargados de pro- La coca se mascaba con lima para liarla, en visiones desde las llanuras hasta los altos objetos precolombinos de 1000 a de C. y en (Matxu Pichu) al ser un atenuante de la hipo- estatuillas encontradas en las costas de xia. Ecuador y Perú datadas en el s. III a. de C., se En las grandes caminatas, mascaban hojas observan seres humanos con los carrillos de coca, para calmar el hambre y la sed cuan- abultados, llenos de coca (bocado o cocada). do no podían socorrerse con viandas y el La palabra coca deriva de la lengua aymara agua necesaria y para gozar de cierta euforia, y significa simplemente “planta” o “árbol” , si cargados con 3 ó 4 arrobas de mercancías 8 Aproximación histórica a la cocaína. De la coca a la cocaína
  9. 9. las marchas se hacían interminables. Las dis- dad, por lo que la oligarquía concedió el favor tancias se contaban por “cocadas” es decir, , de su consumo a soldados, campesinos y por descansos durante los cuales se volvía a mensajeros, el obrero esperaba a parte de su mascar las consabidas hojas de coca cuyo salario una ración de coca. efecto no solía rebasar los tres cuartos de En 1530, Pizarro se encontró con el imperio hora. Puesto que la distancia que podían atra- Inca, su corte usaba la coca de forma liberal, vesar dependía del terreno, la cocada era como un privilegio, hacerlo sin autorización tanto una unidad de tiempo como de espa- era un desafío y un crimen de lesa humani- cio. El efecto anorexígeno de las hojas de dad. Se producían panes de coca que consu- coca viene determinado por su importante mía la nobleza en grandes cantidades. aporte calórico en base a proteínas e hidratos de carbono fundamentalmente, además del Durante la conquista de América la Iglesia aporte de minerales (Ca – P – Fe) y vitaminas, intentó suprimir su consumo al considerar que sobre todo vitamina A y B. Se calcula que 100 iba unido a rituales religiosos profanos, conde- gr. de coca aportan unas 305 calorías. nándola en la primera asamblea eclesiástica Las hojas se masticaban siempre mezclán- de 1551 y volvió a condenarse en 1567 por dolas con un polvo alcalino (cenizas vegeta- estar unida a la idolatría y a la hechicería “Se les, conchas trituradas o cal): el añadido de creía que no poseía ninguna virtud, antes bien carbonato cálcico aumenta por diez la con- causaba la muerte de innumerables indios y centración de cocaína en el plasma sanguí- arruinaba la salud de los sobrevivientes”, pero neo. La mezcla alcalina se ponía cuidadosa- la medida no surgió efecto debido a las gran- mente en la bola para no quemar el interior des sumas de dinero que estaba dejando de la boca. Actualmente la bola de cal ha sido entre los colonos españoles, que la hacían sustituida por bicarbonato industrial. La hoja servir para explotar a los indígenas. mascada con sustancias calcáreas permite Como los evangelizadores la consideraban una absorción lenta y progresiva que transfor- como un producto demoníaco, fue motivo de ma la cocaína en ecgonina, incrementándose varios concilios en Lima (1551 – 1772), el con- los efectos benéficos del alcaloide, la bola sejo de Indias dictaminó que el hábito había alcalina que acompaña al “acullico”(cocada) de ser tolerado por la dependencia que los se denomina llujt’ a. indígenas mostraban de él y porque estaba Ciertos instrumentos usados por los incas, considerada como la “planta sagrada de los por ejemplo, tubos de oro para la absorción Incas”. nasal, sugieren que quizá conocían algún tipo La explotación se producía tanto en las de refinado para la planta, a medio camino minas como en las mismas plantaciones de entre la hoja y el alcaloide. coca situadas al borde de las selvas húme- En estos países andinos, las hojas eran das, a mucha distancia del hábitat natural de consumidas bajo la forma de “tabaco de los indios andinos, por lo que se produjo la mascar” se masticaba durante varias horas, , paradoja de incrementarse el consumo entre anestesiando el aparato digestivo lo que per- los aborígenes e incluso entre los españoles mitía no sentir hambre. que de esta forma aumentaba su productivi- Entre los Incas la coca era un manjar, se dad. La conquista de América llevó el consu- utilizaba como ofrenda y en múltiples usos mo a todas las clases sociales, otorgando al medicinales, era tan estimada que durante la clero un diezmo del comercio de la coca. Lo época incaica se utilizaba como moneda, que llevó a que se legalizase oficialmente en siendo parte importante de los tributos de el año 1573, aunque en 1613 se llegó a afir- Inca. mar que excepto para el trabajo la mastica- La clase social acomodada lo utilizaba por ción de coca era “una actividad social no gusto pero los pobres lo hacían por necesi- autorizada. Pascual, F. 9
  10. 10. Las autoridades de aquella época calcula- de forma más amplia en su versión de té ban que entre un tercio y la mitad del cupo (mate de coca). anual de los obreros de la coca fallecían Las hojas de coca, remedio omnipresente como resultado del servicio obligatorio de entre los Kallawayes, sirven para paliar las cinco meses que debían de cumplir, a causa alteraciones gastrointestinales, las contusio- de un insecto díptero y del mal de los Andes nes, los resfriados y otras enfermedades de o “uta” ( cáncer de nariz, garganta y labios). la altitud. En gran parte de América del Sur es Se promulgaron decretos desde Lima, e apreciada también por sus propiedades esti- incluso por parte del rey Felipe desde Madrid, mulantes. Al calentar o hacer hervir las hojas intentando regular las horas y condiciones de de coca se liberan ciertos alcaloides que alte- trabajo. ran al “espíritu”. En la feria anual de Potosí se llegaron a Excepto en la cultura de los colonizadores importar 100.000 cestas de coca, alrededor españoles, la coca ha estado desconocida de 1.300 toneladas. El consumidor medio prácticamente para el resto del mundo hasta mascaba 60 - 100 gr. de hojas de coca al día, el siglo XIX. En nuestra época, el mal uso de repartidos en 3 – 5 veces, procurando las ciertas drogas extraídas de vegetales como hojas más dulces y menos estropeadas, es la cocaína se ha convertido en un verdade- rechazando las amargas y negras por su alto ro azote social. contenido en cocaína, pero el contenido de alcaloide (cocaína) solo es del 0’5 – 0’7% y solo se absorbe una porción en la digestión, por lo que el consumo medio de cocaína LA COCA DURANTE EL SIGLO XIX. podía ser de a lo sumo 300 – 700 mgr. cada 24 horas. El efecto de una masticación es El naturalista suizo J.J. von Tschudi, escri- comparable a la estimulación producida por bió un libro denominado Travels in Perú, dos cafés. siguiendo y verificando los descubrimientos En el siglo XVII, sus virtudes estimulantes hechos por Pizarro y tuvo la ocasión de verifi- hacen que parezca muy útil a varios médicos car las virtudes de la coca al observar como y boticarios españoles al disminuir las fatigas los porteadores con los que llegó al Perú en entre los obreros y los soldados. 1830 podían pasar cinco días sin tomar ali- La práctica de mascar coca todavía persiste mento alguno y durmiendo muy poco gracias en algunas zonas de América del sur con la al consumo de coca. atribución de propiedades tales como la de En el año 1850 Paolo Mantegazza escribió mitigar el hambre, superar el mal de altura, en Milán un tratado sobre la Coca, afirmando anular los efectos de las bajas temperaturas e que la propiedad principal de la coca no se incluso aliviar el dolor de estómago. En la encontraba en ningún otro remedio, desta- masticación no aparece euforia y el uso des- cando su efecto exaltante que desafiaba la aparece cuando disminuyen los grandes fuerza del organismo sin dejar ningún signo esfuerzos. de debilidad y lo recomendó para las enfer- Aún hoy los aborígenes mascan sus hojas medades nerviosas. de coca durante hasta 3 horas, junto con una Veinte años más tarde Sir Robert Christion pequeña piedra caliza o polvo de cal que la exalta por la capacidad de eliminar la fatiga aumenta la salivación, o se emplea en infu- mental y física. Los ciclistas franceses empe- sión, tolerada y legal, para soportar los incon- zaron a tomarla y también los soldados del venientes de las grandes altitudes andinas, el ejercito alemán ambos grupos para incre- hambre y las fatigas del trabajo. mentar su resistencia. En Bolivia y Perú, donde la coca es legal, se A principios del siglo XIX se empezó a utiliza en pasta de dientes, chicles, vino y en observar los efectos del consumo excesivo a 10 Aproximación histórica a la cocaína. De la coca a la cocaína
  11. 11. largo plazo, el paso se volvía poco seguro, la de la cocaína. Los cuatro elementos del alca- piel amarillenta, los ojos hundidos nublados y loide son el carbono, el nitrógeno, el oxigeno rodeados de un anillo morado, los labios tem- y el hidrógeno: C17 H21 O4 N. blaban y aparecía una apatía general. No obs- Muy pronto y sobre la base de los conoci- tante se aseguraba que el consumo moderado mientos previos que se tenían sobre las hojas no era simplemente inocuo sino conveniente de coca, la cocaína llega a alcanzar un presti- para la salud. La revista Lancet en un artículo gio tanto científico como social, que llevará a de Dowdeswell publicado en 1876, describe utilizarla como remedio en algunas enferme- los primeros efectos negativos tales como dades. Uno de los primeros usos fue la anes- cambios en el pulso y en la temperatura. tesia local. El efecto de la cocaína produce En el siglo XIX se llegó a afirmar que: “ la acción antifatigante, aumento de la glucosa coca puede usarse con exceso, como todo lo circulante en la sangre, redistribución sanguí- demás, y ser entonces perjudicial para la nea por los diferentes lechos sanguíneos por salud, pero no deja de ser la droga menos vasoconstricción, aumento de la tensión arte- dañina, la más calmante y tónica de las cono- rial, incremento de la efectividad de la con- cidas” Se subrayó su efecto exaltador que . tracción cardiaca y mejor ventilación pulmo- invocaba la potencia del organismo sin dejar nar, tanto por su efecto directo sobre el signo alguno de debilidad consecuente. centro respiratorio como por su efecto sobre A finales del siglo XIX alrededor de diez la musculatura bronquial. millones de indios de América del sur El caso más famoso es el Sigmund Freud seguían con su costumbre atávica de mascar que a partir de los informes que al respecto coca, aunque nadie creía en aquel momento había elaborado el Dr. Italiano Paolo Mante- que ese consumo fuese mucho más peligro- gazza sobre los poderes “milagrosos de la so que el hecho de beber café, té o mate. cocaína” empezó a ensayar durante el año , Las estadísticas de las naciones Unidas de 1880 su uso para el tratamiento de la neuras- 1970 indicaban que cerca del 50% de la tenia o fatiga nerviosa. Como resultado de población adulta de Perú y Bolivia seguían estos ensayos el mismo Freud publicó en mascando hojas de coca. 1884 una monografía denominada “Über Coca” en el que valoraba de forma positiva el , uso de la cocaína para el tratamiento de enfermedades como la depresión, el nervio- DESCUBRIMIENTO DE LA COCAÍNA: SU sismo, la adicción a la morfina, el alcoholis- AUGE Y UTILIDADES. mo, los trastornos digestivos, e incluso el asma. Fue durante el año 1859, el científico ale- En enero de 1885 publicó un segundo artí- mán de la Universidad de Gotinga, Albert Nie- culo bajo el nombre de Contribución al conoci- mann, aisló el alcaloide principal de la coca: la miento de os efectos de la Cocaína, donde cocaína. En el proceso utilizó básicamente examinó los efectos subjetivos de su uso. alcohol, ácido sulfúrico bicarbonato sódico y Otros artículos publicados por Freud sobre el éter. Comercializándose rápidamente como mismo tema son una Addenda a partir de su alimento para los nervios y como forma Über Coca, un artículo sobre el efecto general inofensiva de curar la tristeza, tensor de las de la cocaína y un último escrito sobre el cuerdas vocales se empleaba por los artistas Ansia y temor a la cocaína. Este último lo hace del Bel canto e incluso una década más tarde como defensa de las acusaciones que ya se atribuía a su uso por parte de las mujeres había recibido por apología del consumo de el otorgarles “sempiterna vitalidad y hermo- una droga peligrosa., cuyo uso ya estaba sura”. haciendo estragos mediante inyección en los Entre 1863 y 1865, un químico austriaco, adictos a opiáceos. Freud empieza a recono- Wilhem Lossen, descubrió la fórmula bruta cer su error, sin aceptar que la cocaína es Pascual, F. 11
  12. 12. nociva por si misma, pues solo admite efectos lo utilizaban para alivio de sus gargantas.. negativos entre los adictos a la morfina, recha- Thomas Edison y el Papa León XIII fueron fer- zando la capacidad adictiva de la cocaína. vientes defensores de esta bebida, incluso el Solo un año después de la publicación de Papa prestó su efigie para la etiqueta y con- Über Coca un neuropsiquiatra vienés, Erlen- cedió la medalla de oro a su inventor. meyer, negaba la utilidad terapéutica de la El vino de coca se prefería frente a los cocaína y advertía sobre sus consecuencias extractos, las infusiones o la masticación. El negativas. Aunque algunos científicos empe- vino era un “bordeaux” rojo aromatizado con zaban a temer por los efectos secundarios e extractos de la planta. Un vaso de vino Maria- incluso por la posible adicción cocaínica, ni podía contener entre 35 – 70 mgr. de coca- Freud llegó asegurar en el mismo artículo que ína, lo mismo que una raya actual. su consumo no producía deseo compulsivo El 2 de septiembre de 1885 el New York sino cierta aversión al aumentar la dosis. Pero Times se hizo eco de las utilidades terapéuti- incluso Freud, pocos años más tarde, pudo experimentar con un colega suyo los efectos cas de la cocaína, otorgándole entre otras secundarios de la cocaína. El tratamiento propiedades curativas para la fiebre del heno, consistió en inyecciones subcutáneas para el catarro, el dolor de muelas e incluso para tratar el dolor por una amputación y la adic- los peores resfriados y mareos. ción provocada por la morfina que su pacien- En aquel momento y ante la ausencia de te y amigo había consumido para mitigar el estudios serios no se podía afirmar que fuese dolor. Las dosis de cocaína tuvieron que ir en una droga peligrosa. aumento y al cabo de cierto tiempo termina- La compañía farmacéutica Parke Davis ron por provocar paranoia, delirios y pérdida empezó a producir productos que contenían de autocontrol. La cocaína no era tan inofen- cocaína, por ejemplo cigarrillos de coca para siva como parecía en un principio. las infecciones de garganta. Creían que el Durante la década de los 80 (1880) algunos “fármaco” podía servir para curar desde los contemporáneos de Freud siguieron sus mareos hasta las hemorroides. pasos, y al utilizar la cocaína corroboraron en ParKe Davis se sirvió de la popularidad de un principio que no era mucho más adictiva Freud y de sus investigaciones, pagándole en que el café o el té. El uso básicamente era especie por declarar que su cocaína era pre- subcutáneo, pero al tener que aumentar las ferible a la de Merck (el otro laboratorio que la dosis empezaba a aparecer cefaleas, pérdida comercializaba), aunque Freud también apa- de control mental y graves complicaciones cardíacas y respiratorias. recía en el prospecto de la cocaína de este último laboratorio alabando el producto. Entre sus utilidades cabe destacar su utili- zación para fortificar el corazón, estimular la La firma Merck hacía llegar entre otros circulación, excitar el espíritu y mejorar las Cocaine (clorhidrato de cocaína), que algunos funciones digestivas. Se prescribía además años más tarde se conocería entre los usua- para la debilidad, el agotamiento, la neuraste- rios con el sobrenombre de “la insuperable”. nia, el estrés, el alcoholismo, la fatiga sexual Su popularidad llevó a que la población la y la gripe. Toda una panacea, de la que se utilizase como un tónico, e incluso a que su llegó a afirmar que con su uso se podría inclu- utilización pasase a la ficción como en el caso so prescindir de los asilos para alcohólicos, y de su utilización por Sherlock Holmes que se conseguir su cura radical en 10 días. inyectaba cocaína cuando su mente se que- Angelo Mariani, químico de Córcega, daba atascada en la resolución de algún caso. embotelló y vendió el “Vin Mariani” a base de , Incluso se dice que Robert Louis Stevenson cocaína con la indicación de prevención de la escribió su obra “El Dr. Jekyll y Mr. Hyde bajo malaria, la gripe y “otras enfermedades la influencia de la cocaína (un libro escrito devastadoras” incluso los cantantes de ópera , interrumpidamente durante seis días y que 12 Aproximación histórica a la cocaína. De la coca a la cocaína
  13. 13. cuenta con 60.000 palabras). El tercer día interferencia intersináptica, teniendo capaci- rompió el manuscrito y empezó de nuevo”. dad de reforzar las norepinefrinas, moléculas La única voz discordante que apareció en el o aminoácidos del S.N.C. Los efectos anorexi- siglo XIX provino de un naturalista alemán, a zantes e inhibidores del sueño se producen al cuyo juicio la cocaína era un narcótico compa- actuar directamente sobre el hipotálamo, el rable al opio, con perniciosos efectos secun- sistema reticular ascendente y en el cerebelo. darios. Luego hasta la segunda mitad del La acción de la droga se hace notar entre siglo XX, con las primeras ideas prohibicionis- dos y cinco minutos después de aspirar dos tas nadie clasificaría la coca entre las sustan- dosis o rayas, prolongándose el efecto esti- cias narcóticas. mulante durante media hora. En 1884 un oculista llamado Keller, la utili- Un uso crónico moderado pasa por la admi- zaba en sus pacientes como un buen anesté- nistración nasal de unos 250 mgr. a lo largo sico local. En el ámbito terapéutico este alca- de todo el día, distribuido en cinco o siete loide se utilizaba para evitar el dolor en las tomas, lo que provocará insomnio, irritabili- intervenciones quirúrgicas muy localizadas, dad, falta de apetito, debilitándose el sentido sabiendo que era incapaz de actuar sobre la de autocrítica y lucidez, pero su interrupción piel intacta, pero con una absorción y acción no produce Síndrome de Abstinencia. muy rápida sobre las membranas mucosas, El uso concomitante de alcohol permitirá sobre todo en boca, nariz y ojos. usar más cocaína, lo que exige a la larga más El mismo efecto anestésico hacía que su sedación, teniendo en cuenta que este uso absorción a nivel estomacal suprimiese la tiene un fin básicamente recreativo. sensación de hambre, y cuando se inyecta Si la administración es intra venosa el efec- entre las vértebras lumbares LIII y LIV, en la to es inmediato. raquianestesia, se pueden operar sin dolor los miembros inferiores y la parte baja del abdomen hasta el nivel del ombligo. La cocaína es uno de los estimulantes LA COCA COLA. naturales del Sistema Nervioso Central, más potentes que se conocen. Actualmente su En el último tercio del siglo XIX aparecen único uso aceptado en medicina es como bebidas con cocaína algunas con contenido anestésico local y vasoconstrictor, aunque no alcohólico, en 1909 existían 69 bebidas distin- se utiliza habitualmente en terapéutica, susti- tas de esta clase. Entre las primeras que se tuyéndose por fármacos mucho menos tóxi- fabricaron se encuentra la Coca Cola. El ori- cos y peligrosos. gen de esta bebida se debe a J.S. Pember- ton, un boticario de Georgia, que vendía esta bebida para tratar los dolores de cabeza, la histeria, la melancolía y con fines tónicos. En LA COCAÍNA: FARMACODINÁMICA. su elaboración se empleaban hojas de coca, nueces africanas de cola y una pequeña can- La cocaína es un compuesto cristalino, C17 tidad de cocaína, mezcla conocida popular- H21 N O4, de color blanco y sabor amargo; es mente como “dope” (dosis de droga), en soluble en agua y reacciona con los ácidos forma de jarabe carbónico azucarado. formando sales. Penetra directamente en el En 1885 se registró el producto con la sistema nervioso central (S.N.C.) a través del denominación French Wine of Coca, Ideal torrente sanguíneo produciendo una sensa- Tonic, aprovechando el éxito del vino Mariani, ción agradable, anestésica y estimulante. intentándola convertir a partir de sus modifi- La anestesia se produce al bloquear la caciones en la composición, en la bebida de transmisión nerviosa y el estímulo al producir intelectuales y abstemios. Al principio la Pascual, F. 13
  14. 14. bebida contenía alcohol que se suprimió ante cótica, las convulsiones e incluso algunos el establecimiento de la ley seca, añadiendo casos de fallecimiento. nuez de cola y esencias de agrios, también Pero en 1885 en el Medical Record se se sustituyó el agua por agua gasificada. Con escribieron las primeras advertencias sobre el estos cambios se consolidaba la Coca Cola, consumo de cocaína y aunque se afirmaba en 1891 el inventor vendió la patente a A. que aliviaba la sensación de agotamiento, Grigs Candler, (fundador de la Coca – Cola disipaba la depresión mental y producía una Company) obteniendo así su fórmula secreta sensación deliciosa de alegría y bienestar, El jarabe se vendió en barriles de gaseosa con su uso los efectos secundarios aparecían como tónico reconstituyente. en principio de una forma suave, casi imper- En 1903, la extendida opinión pública con- ceptibles, pero si su consumo continuaba y traria a las drogas, los perjuicios y los testi- se incrementaba creaba un deseo que debía monios negativos junto a la reacción adversa satisfacerse, el individuo a partir de ese de la prensa, aconsejaron eliminar la Cocaína momento se volvía nervioso, febril, insomne, por lo que en 1909, la Coca Cola terminó por inapetente, quedando al final la sensación de sustituir la Cocaína por Cafeína, permanecien- “neurastenia lastimosa” . do todos los demás alcaloides de la hoja de Durante ese mismo año un paciente de coca. En 1920 la Coca Cola se convirtió en la Freud recibió una sobredosis de cocaína, lo bebida nacional de EE.UU., sobre todo a par- que llevó al propio Freud a escribir un artículo tir de la aplicación de la ley seca, llegando a titulado “Craving For and Fear of Cocaine”, servir de cruzada para los metodistas contra teniendo que admitir que la cocaína producía el alcohol. paranoia, alucinaciones y deterioro físico y En 1978 Coca Cola intentó sacar a la venta mental. un chicle con extractos de coca, como goma En 1887 el Dr. J.B. Mattison (Brooklin) ase- de mascar medicinal. La política de Reagan y gura que la cocaína produce adicción. Y aun- la competencia de la Pepsi, les hicieron des- que se intentó demostrar que coca y cocaína istir del intento, retirando el extracto de coca no eran sinónimos a la hora de producir que aún conservaba la Coca – Cola, el fracaso dependencia el hecho es que ante los hallaz- comercial junto con la respuesta popular obli- gos negativos de la cocaína, la coca cayó en gó a los productores a reponer la bebida tra- desprestigio y desuso, conservándose única- dicional con la denominación de Coca- Cola mente las escasas utilidades clínicas. Incluso Classic. En un conjunto de 54 productos experimentos sofisticados fracasaron a la industriales derivados de la Coca, solamente hora de demostrar el incremento de la ener- Coca – Cola tiene circulación mundial.1 gía para el trabajo en ausencia de fatiga. A principios del siglo XX unos creen que la cocaína es mortífera, otros que es una pana- LA DECADENCIA DE LA COCAÍNA. cea y otros hablan de su utilidad o inutilidad según personas. Hacia 1900 todas las drogas Para un joven español el consumo de coca- conocidas se encontraban disponibles en far- ína representaba una rebelión contra su macias y droguerías, pudiéndose incluso clase. Con la revolución industrial, se planteó comprar por coreo. La legislación española la posibilidad del uso de la cocaína entre los permitía que a principios del siglo XX, se obreros. Pero a partir de 1880, se empezó a pudiesen dispensar drogas y entre ellas pas- cuestionar su utilidad y sobre todo se eviden- tillas y jarabes de cocaína y todo ello de libre ció su capacidad adictógena, la conducta psi- acceso para los usuarios. 1 Boville Luca de Tena, B. La Guerra de la Cocaína. Temas de debate.. Edit. Debate S.A. Madrid 2000. 14 Aproximación histórica a la cocaína. De la coca a la cocaína
  15. 15. En 1906 el gobierno Federal aprobó la Pure Mundial y la Guerra Civil Española, la cocaína Food and Drug Act, exigiendo un cuidadoso fue la droga con mayor demanda, y se utiliza- etiquetado de todos los remedios patenta- ba para dar energías al ejercito. dos, pero no se preveió la venta de cocaína y Su consumo se puso de moda y se exten- opiáceos por lo que los problemas de adic- dió con cierta facilidad como una costumbre ción y violencia no hicieron más que incre- más de la época, sus usuarios pertenecían a mentarse. todos los estratos sociales pero sobre todo En 1907 el Estado de Nueva York, colocó la , tuvo cierto prestigio entre aristócratas, bur- disponibilidad de la cocaína solo bajo control gueses y bohemios. Todos ellos influidos por médico, pero el mercado negro se incremen- el afán de modernidad con el objetivo de lle- tó, vendiéndose la cocaína en la calle más var una vida frívola y mundana, su consumo barata que la prescrita por el médico. les permitía aguantar varias noches de juerga En 1910 el presidente William Haward Talf sin necesidad de descansar ni dormir. aseguró que el consumo de cocaína era el Si bien el consumo inicial se enmarcaba peor problema de drogas jamás sufrido en prioritariamente entre los miembros de la alta Estados Unidos. Las restricciones se incre- sociedad, progresivamente con el paso de mentaron fuertemente. La cocaína se hizo los frívolos años veinte el hábito se extendió ilegal en U.S.A. en el año 1914. en aplicación a homosexuales, prostitutas y gente del del Acta Harrison, esta primera ley restringía espectáculo y cabaret, la edad de consumo su uso a usos médicos, prohibiendo todos iba descendiendo y la media de los consumo los demás y exigiendo un registro de perso- aumentando. En pocos años la cocaína llegó nas y laboratorios que la usasen. a ser conocida en Europa como la droga de Las demás naciones se unieron a la medi- las prostitutas. da, tres días antes de estallar la primera gue- Durante los años cuarenta la cocaína rra Mundial, se firmaba la Convención de la seguía siendo una droga legal, de venta en Haya (1914) con la propuesta dirigida a todas farmacias que podía adquirirse con receta las Naciones de “controlar la preparación y médica al precio de 12’5 Ptas. el gramo. En el distribución de opio, morfina y cocaína” . Código Penal de 1944 ya se consideraba ile- Luego fue incorporado al tratado de Versalles gal el consumo de esta sustancia, especifi- (1919) donde se hablaba del uso ilegítimo de cándose los delitos sobre su venta ilícita, el ciertas drogas, entre ellas la cocaína. tráfico, y el consumo. En 1925 se convocó una conferencia en El uso ilegal estaba restringido a la clase Ginebra que pretendía fijar los límites para la alta, los otros consumidores se tuvieron que producción del opio crudo y coca en cada zona pasar al consumo de anfetaminas aunque del mundo. La propuesta planteada por EE.UU. tampoco tardarían mucho en descubrir sus no fue apoyada por las demás naciones. devastadores efectos. En los años 30, los usos terapéuticos de la Un estudio sobre la coca desarrollado en cocaína habían disminuido tanto que solo se EEUU en 1950, equiparaba los efectos de la utilizaba como anestésico tópico. Incluso sus coca a los de la cocaína, atribuyendo a la derivados anestésicos como la procaína tie- masticación de la coca la pobre situación de nen la ventaja de que no entran rápidamente los indígenas de Bolivia y Perú, olvidando que en el cerebro. La popularidad de la cocaína la causa principal era el subdesarrollo. Por un disminuyó durante los años 30 y fue sustitui- planteamiento estrictamente político se quiso da por el uso de las anfetaminas. confundir a la opinión pública satanizando de En 1931 la Conferencia de Ginebra aboga- igual modo las hojas de coca como su alcaloi- ba por un control y regulación de narcóticos de, la cocaína. con sistemas de cuotas y evaluación de En 1951 la ley Boggs o Ley de Sentencias necesidades por países. Entre la I Guerra Mínimas Obligatorias y en 1956 la Narcotic Pascual, F. 15
  16. 16. Control Act promulgaban penas máximas a cación cocaínica dentro de su obra “La Psi- los infractores de las leyes antinarcóticos, quiatría médico legal” . incluyendo hasta la pena de muerte. En 1957 Hemos querido hacer referencia especial el Comité de Expertos en Drogas Adictivas, de esta obra por la brillantez de la exposición declaró que las drogas prohibidas producían del cuadro clínico, en una obra de 1933, lo adicción y las no prohibidas solo hábito. Estas que nos permite entender que el conocimien- leyes se trasladaron a nivel internacional por to de la gravedad de las complicaciones del medio de la Convención Única sobre Estupe- consumo abusivo y repetitivo de cocaína no facientes de 1961, y de su anexo de 1971, el ha sido algo desconocido por los médicos Convenio de Sustancias Psicotrópicas. En la durante el siglo XIX, aunque no se le ha otor- Convención Única sobre estupefacientes gado la importancia que el cuadro se merece celebrada en 1961 se declara que: “ la toxico- hasta bien entrada la década de los 80. manía constituye un mal grave para el indivi- El autor afirma que la intoxicación cocaínica duo y entraña un peligro social y económico es en la inmensa mayoría de los casos de para la humanidad” . carácter voluntario, desapareciendo el origen En la España del franquismo el uso de la medicamentoso descrito por Freud. Es fácil cocaína también estuvo presente, sobre todo observar la intoxicación cocaínica en los entre personas sin privaciones económicas y medios en los que es habitual buscar ciertas con gran afición a la diversión, fue la droga de satisfacciones o impresiones nuevas, entre la “jet” En Madrid había un grupo de perso- . ellas destaca el ambiente artístico propicio al nas de doble moral formado por aristócratas, uso para evitar la fatiga y generar cierta exci- tonadilleras, artistas y gigolós, además de tación ficticia. algún torero y famoso del mundo del cine, La intoxicación puede presentarse de teatro, etc... que vivían esa doble vida inter- forma aguda o crónica no estando exenta nin- calando su trabajo con veladas de desenfreno guna de las dos de graves alteraciones para y grandes consumos de alcohol y cocaína. la salud del consumidor. También es cierto que la inmensa mayoría La intoxicación aguda puede acarrear tras- de los españoles vivían completamente aje- tornos cardiorrespiratorios que pueden llevar nos a este tipo de “historias” y que las refe- a la muerte súbita. Los síntomas principales rencias que se tenían sobre el uso de la coca- consisten en enfriamientos, síncopes, taqui- ína siempre estaban relacionadas con algún cardia, angustias precordiales, disnea, polip- trágico suceso. En la prensa científica solo se nea, avidez por el aire y ansiedad, nauseas y publicaron un par de artículos sobre la cocaí- vómitos; trastornos nerviosos y mentales, lo na y cualquier suceso era acallado por el tipo que puede llevar al sujeto a estados de reso- de personas que la consumían. lución muscular, colapso, presentando fenó- menos de excitación psicomotriz con sacudi- Pero esto nos hace ver que antes de pro- das musculares. ducirse el aumento del consumo en los años La excitación puede traducirse por locuaci- ochenta en España se había producido en dad, risas o lágrimas inmotivadas, tendencia ciertos ambientes un consumo ininterrumpi- a la cólera, agresividad y violencias de todas do de esta droga. clases. Describe el autor la aparición de cuadros LA PSIQUIATRÍA MÉDICO LEGAL DE confusionales con alucinaciones o ilusiones, HENRY CLAUDE. midriasis, elevación de la temperatura corpo- ral y epilepsia. En el transcurso del cuadro En el año 1933 y como resultado de diver- delirante puede entregarse el paciente a toda sos estudio e investigaciones el Dr. Parisino clase de actos graves ( golpes, tentativas de Henry Claude, dedica un capítulo a la Intoxi- homicidio y suicidio, incendios, fugas, escán- 16 Aproximación histórica a la cocaína. De la coca a la cocaína
  17. 17. dalos públicos, rebeliones, rotura de escapa- las penas, que, en ciertas personas, más sen- rates, etc... sibles que otras, temerosas de los esfuerzos, Cocainismo crónico – Cocainomanía: despierta el deseo de renovar aquellas sensa- ciones. Definida como la absorción habitual de cocaína, la describe como consecuencia de Ya en esa época se conocían a artistas y un desequilibrio, de una perversión del gusto oradores que recurrían al consumo de cocaí- o como la tendencia en ciertos individuos ávi- na para sacar mayor partido de si mismos dos de goces morbosos. Es la expresión de ante la necesidad de verificar un esfuerzo la depravación voluntaria, relacionada con particular, sin seguir luego con un consumo condiciones de vida que denuncian una pro- constante. funda inmoralidad. En cambio otras personas, más ávidas de La cocaína es introducida en las fosas nasa- satisfacciones iban aumentando las dosis les en forma de polvo, teniendo aproximada- progresivamente hasta llegar a una especie mente cada toma 20 – 30 centigramos de de embriaguez bastante similar a la embria- droga. Algunos adictos se conformaban con guez de las bebidas alcohólicas. Una embria- dos o tres tomas al día lo que representaba guez intensa y alegre, con excitación psíquica menos de un gramo, en cambio otros llega- estimulante de la imaginación, de las ideas y ban a tomar entre 2 y 5 gramos o aún más. de la fantasías, con exaltación de las faculta- Explica que como en otros venenos de des intelectuales, este presumible estado de esta naturaleza, el uso habitual puede deter- bienestar conducía a aumentar las dosis apa- minar después de algunas semanas el esta- reciendo al cabo de un tiempo la verdadera do de necesidad apareciendo el consabido excitación motriz con desorden de los actos, fenómeno de tolerancia, ya que si no existía irritabilidad y dependencia. un aumento de dosis aparecía un sentimiento Con la repetición de este tipo de intoxica- de malestar sobre todo expresado en reac- ciones iban apareciendo los primeros trastor- ciones psíquicas y nerviosas. Pero al mismo nos psíquicos y del comportamiento, cada tiempo analiza a algunos sujetos que pueden vez de mayor potencia y duración para llevar mantener el consumo de dosis de entreteni- al individuo a la intoxicación crónica o cocai- miento que les produce un efecto estimulan- nismo. te, sin llegar a consumir dosis verdaderamen- te tóxicas. El resultado de la intoxicación crónica era la aparición de trastornos físicos, como el pruri- La absorción de la cocaína podía ocasionar to, la fatiga en el intervalo de las tomas, la según el consumidor manifestaciones de laxitud, la tristeza y la astenia que conducía al carácter banal o en cambio resultados franca- sujeto a esnifar una nueva dosis. mente patológicos. En el terreno psicológico se observaron La fase de iniciación en el consumo suele ir trastornos del carácter, irritabilidad, celos, siempre acompañada de satisfacción, aunque dolores precordiales, síncopes, temblores, con una serie de molestias acompañantes midriasis y trastornos visuales y auditivos, como puede ser una impresión penosa de todo ello acompañado de pérdida de peso, frío en las fosas nasales, una anestesia de la anorexia, temblores y aparición tics con ner- mucosa y una tendencia a desfallecimientos y palpitaciones del corazón, lo que desanima viosismo general. a ciertos principiantes. Estas molestias sue- Realizando el examen médico del paciente len desaparecer y no preocupan al sujeto que se podía observar congestión de las mucosas experimenta cierta euforia, sentimiento de nasales, costras en el tabique nasal conse- fuerza alegría y exacerbación de las faculta- cuentes a repetidas epistaxis, estado saburral des intelectuales, de la palabra y de la memo- de las vías digestivas, congestión del hígado, ria. De ello resulta un contento, un olvido de constipación, exageración de los reflejos ten- Pascual, F. 17
  18. 18. dinosos y finalmente lesiones cutáneas de y Panamá, en estos países últimamente se rascamiento. produce también la elaboración de la cocaína. Tampoco era raro en las intoxicaciones cró- El consumo de cocaína durante los años nicas encontrar estados de caquexia genera- 1920 – 1970 se redujo al mundillo de artistas. lizada así como la constatación de cuadros La cocaína estuvo casi medio siglo relegada a alucinatorios de orden visual precedidas de pequeños grupos de consumidores pero a ilusiones. Realmente todo esto desemboca- partir de los años 70 resurge con fuerza su ba en delirios acompañados de estado confu- consumo, bajo la idea de que era la droga del sional, insomnio con agitación, ansiedad y bienestar frente al malestar teóricamente tendencias violentas y agresivas. producido por la heroína, es pues su uso La gravedad del cuadro, o la impregnación sinónimo de placer, glamour, sofisticación, cocaínica a la que estaba sometido el sujeto clase y lujo. podía traer consecuencias incluso después A finales de los 60 y principios de los 70, la de la desintoxicación del individuo dejando un cocaína reapareció, el esnifarla había estado estado depresivo, acompañado de indiferen- de moda en los años 20, las anfetaminas la cia, inactividad y apatía. Incluso a veces bra- sustituyeron por ser más baratas, pero eran dibpsiquia temblor y fatiga, reversible en oca- insatisfactorias para los usuarios y la cocaína siones con el paso del tiempo si el sujeto no volvió a ser preferida en las ciudades esta- volvía a consumir. dounidenses. Para el tratamiento de desintoxicación se Se aumentó el contrabando y así en 1969, decía que debido a la naturaleza de su adic- 10 libras de cocaína podían dar una ganancia ción se podía suprimir inmediatamente la de 10.000 dólares que se convirtieron en cocaína sin que fuese necesario tomar cier- 160.000 dólares en 1.973, y los campesinos tas precauciones médicas y sin tener que sudamericanos prefieren las ganancias del recurrir a ningún tratamiento farmacológico o cultivo de la coca a la precariedad de la pro- su ingreso en una clínica de desintoxicación. ducción de otra agricultura alternativa. Y es Como en otras muchas ocasiones el análi- que la propuesta de destrucción de campos sis de estudios anteriores a nuestra época de coca no va acompañada en muchas oca- nos hace pensar en el poco provecho que siones de medidas alternativas que ayuden a hacemos de la historia de la medicina, la la supervivencia de los campesinos. reflexión sobre la cocaína y su adicción de Entre 1960 y 1970, se convierte en el Henry Claude es un claro ejemplo de cómo “champañ” de las drogas ya que se creía ino- algunos aspectos que todavía hoy seguimos cua y no adictiva, era la droga de los ricos, debatiendo estaban ya más que corroborados popular en los medios de comunicación y en hace aproximadamente 70 años. los círculos de música moderna La cultura revolucionaria contra la guerra del Vietnam terminó con un consumo muy alto de drogas y con una vuelta al mercado UN NUEVO AUGE EN EL CONSUMO. negro de la cocaína entre otras drogas, sobre todo la marihuana. La cocaína se convirtió en Los carteles sud-americanos, intentaron la década de los 70, en EE.UU. en la droga propagar la cocaína desde 1930 hasta la preferida sobre todo entre las estrellas del actualidad. El cultivo de la Coca es práctica- rock, corredores de bolsa, artistas, prostitu- mente monopolio de tres países: Perú, Boli- tas, hombres de negocio, actores y actrices. via y Colombia, seguido de lejos de Ecuador La expansión del consumo en España, y Brasil. Tradicionalmente el proceso de la debe entenderse como consecuencia directa hoja se hacía en Colombia pero en la actuali- de la expansión del mercado multinacional y dad se ha extendido a Chile, Argentina, Brasil del negocio más lucrativo del mundo. 18 Aproximación histórica a la cocaína. De la coca a la cocaína
  19. 19. El consumo de cocaína se incrementó clorhidrato de cocaína, obtenido a partir de la durante la década de los 70 contraponiendo pasta base, con clorhídrico y extracción de su efecto estimulante frente al efecto depre- acetona – etanol. Es un polvo blanco, cristali- sor de la marihuana. Empezó sobre todo el no y de sabor amargo al cual en los ambien- consumo intranasal, esnifándose con una tes de drogadicción se denomina “nieve” , cucharilla especial a través de un canuto, una “coca” y “farlopa”. raya proporcionaba unos 25 mgr. de cocaína. El sulfato de coca o pasta base, “suko” , La cocaína comenzó a llegar a América del “baserolo” o “suzuki” se obtiene por mace- Norte a partir de 1976, su consumo no estaba ración de la hoja con ácido sulfúrico durante 1 mal visto por la creencia de su incapacidad – 4 días previa exposición a petróleo y carbo- para producir dependencia física y por su nato potásico. Es una pasta parda – negra compatibilidad con el alcohol. fumable que puede ocasionar saturnismo por La literatura médica olvidó la experiencia del el tetraetilo de plomo de la gasolina. La coca- siglo anterior y volvieron a exaltar sus virtudes ína freebase parece haber aparecido en cali- y sobre todo a no considerarla adictógena, por fornia en 1974 lo que creció la demanda, el consumo y los La aparición del consumo de cocaína, precios decrecieron incrementándose la dosis denominado “base libre” permitía a los con- , por consumo. sumidores fumar droga y absorber dosis En los años 80 era la droga de la élite que superiores. Su obtención es mediante la diso- otorgaba cierto status social, considerada lución de un polvo cristalino, el hidrocloruro como una droga de lujo por su elevado coste. de cocaína, en una base fuerte. En EE.UU. constituía el sueño ideal que pro- El free base o base libre proviene de la curaba el éxito rápido sobre todo entre los extracción del clorhidrato de cocaína con éter, “Yuppies”. lo que al evaporarse con calor, deja como pre- En un estudio realizado por el Observatorio cipitado los cristales casi puros de cocaína Europeo de drogas y toxicomanías entre base, muy potente. Es un polvo blanco – escolares de 15 / 16 años y publicado en pardo, poco soluble en disolventes polares. 1999 en el Extended Annual Report on the Cuando se habla de cocaína base “crack” , States of the Drug problem in the European se trata de una forma de presentación en la Union (EMCDDA, 1999), daba las siguientes que se ha suprimido ese átomo de cloro, cifras de consumo de cocaína entre la mues- dejando la cocaína sola. El aspecto es de por- tra mencionada: celana y triturado se asemeja a escamas de Francia 1997: 1’5% Dinamarca 1995: 0’5% jabón. Italia 1995: 3% Países Bajos 1996: 4’3% La aparición del crack de cocaína a media- España 1996: 2’5% Reino Unido 1997: 1’5% dos de los años 80 se convirtió sobre todo en Considerando además que la tendencia EE.UU. en producto de masas y con un bajo estadística es hacia un aumento en el consu- coste favoreciendo el consumo entre los mo entre la población más joven.. jóvenes. Es más adictiva y con efectos médi- cos mucho más graves. El crack es una mezcla de cocaína, de bicarbonato de sodio y de amoníaco presen- SITUACIÓN ACTUAL. tado bajo la forma de pequeños cristales. Se usa inhalado en humo después de haberla Para elaborar un Kgr. De cocaína pura se calentado. Esta operación provoca ciertos requieren unos 500 Kgr. de hoja de coca seca crujidos “craquements” en francés o “crac- y distintos productos químicos. La droga se kling” en inglés, origen de su nombre. La presenta comúnmente en polvo, en forma de palabra crack aparece por primera vez en los Pascual, F. 19
  20. 20. medios de comunicación en el New York A partir de los años 90 el consumo de Times el 17-11-1985. cocaína se extiende a todas las clases socia- Esta forma de consumo provoca efectos les incluidas las más bajas y entra dentro del más intensos que la cocaína, llega más rápi- consumo recreativo de drogas sin valorar los damente al cerebro y sus efectos son más efectos negativos. El aumento del consumo breves. El uso regular del crack puede provo- está proporcionalmente ligado al aumento del car alucinaciones y entrañar comportamien- ocio nocturno, un cambio en la escala de tos violentos, episodios paranoides e idea- valores basada en el éxito social rápido y en ción suicida, su uso continuo desencadena la instauración de una moda de consumo efectos rápidos sobre el cerebro, graves alte- recreativo de drogas. raciones de las vías respiratorias y paradas Existen otras formas de consumo por respiratorias y/o cardíacas, pudiendo entrañar ejemplo la cocaína mezclada en bruto con la muerte. El uso del crack afecta a todas las marihuana o tabaco, se convierte en una edades, incluso a los fetos en el útero. forma muy adictiva llamada “basuco” El basu- . La aparición del crack desterró el éxito ko es la parte menos pura y más tóxica por alcanzado por la cocaína, significó la cara más los restos de azufre o gasolina de la pasta triste y oscura sobre todo para un sector de base. Algunos consumidores mezclan cocaí- personas que encontraban en ella su fracaso na con heroína para compensar los efectos y marginación social. estimulantes y alargar la euforia (speedball), o lo que es lo mismo “pelotazo rápido” . La administración Reagan abrió una fuerte lucha contra la cocaína destruyendo en cierta Cerca de un 90% de los adictos a la cocaí- forma el gran mercado Americano, lo que sir- na también consumen alguna otra droga, vió para desplazar y potenciar el mercado sobre todo depresores como el alcohol, la europeo, por este motivo el consumo en marihuana y la heroína, aunque el consumo Europa se incrementa y los problemas deriva- único de cocaína se ha visto incrementado en dos de la cocaína se multiplican. los últimos 2 ó 3 años. España, debido a la gran cantidad de zonas Otros modos de consumo es la inyección de costa y a la baja vigilancia en algunos intravenosa de cocaína, e incluso impregnan- puertos se convirtió en una excelente puerta do la mucosa genital durante las relaciones de entrada de la droga hacia Europa, poten- sexuales, lo que al absorberse provocaría un ciado por las buenas relaciones con los paí- retraso en el orgasmo por producir anestesia ses latinoamericanos. A todo ello hay que local. añadir la existencia de una red de contraban- Sea cual sea el método empleado para su do ya organizada previamente en torno al administración, la cocaína se destruye rápida- tabaco lo que permitió la rápida instauración mente en sangre, los efectos pueden llegar a de redes de tráfico de cocaína en zonas durar tan solo 10 minutos. En cambio una como Galicia. borrachera de cocaína puede durar 24 horas o Este paso de la sustancia trajo también más, sin necesidad de dormir, con varios como consecuencia un aumento del consu- picos por hora, seguido de una caída cuando mo en España a finales de los 70 y principios el suministro de drogas se agota. de los 80. El mercado negro de la cocaína es En la práctica médica la cocaína se usa el más próspero que existe. todavía como anestésico superficial para En los años 80 aumenta la producción de paralizar membranas mucosas, como en los coca, que se ha logrado estabilizar a finales ojos, nariz y garganta, en donde su efectivi- de los 90, con el apoyo de la Convención de dad no ha sido superada. las Naciones Unidas contra el tráfico Ilícito de La situación actual en España, lleva a que estupefacientes y sustancias psicotrópicas cerca del 50% de las urgencias atendidas por aprobada en Viena en Diciembre de 1988. el consumo de sustancias psicoactivas estén 20 Aproximación histórica a la cocaína. De la coca a la cocaína
  21. 21. relacionadas con el consumo de cocaína, del cultivo de coca y el desarrollo alternativo habiéndose producido un incremento de más de los países cultivadores.3 de un 20 % desde 1996. Lo mismo ha suce- Aunque no se han observado resultados dido con las admisiones a tratamiento por contundentes, todo ello podría permitir, junto cocaína que han pasado de 3000 en el año con otras estrategias informativas y preventi- 1996 a cerca de 9.000 en el año 1999. Si vas una probable estabilización en el uso de atendemos a las muertes por sobredosis el la cocaína, ¿o tal vez un descenso?. incremento también es notorio, 29% en 1996 y 56’3% en 1999 y todo ello a pesar de que su consumo parece haberse estabilizado entre la población española2, en todos los BIBLIOGRAFÍA. sectores de edad excepto entre los 14 a 18 años, encontrándonos en el mercado con una Bologne, J.C. Histoire morale et culturalle de nos droga más pura y más barata. boissons. Edit. Robert Lafont. París 1991. p.p. Un reciente estudio realizado por Investiga- 24 – 34. dores de la Universidad de Emory (EE.UU.) Boville Luca de Tena, B. La Guerra de la Cocaína. han identificado más de 400 genes que pue- Temas de debate.. Edit. Debate S.A. Madrid den ser alterados por el consumo de cocaína, 2000. ello puede permitir disponer en algunos años Cabrera Bonet, R y Torrecillas Jiménez, J.M. de fármacos sustitutivos de la cocaína o bien Manual de drogodependencias. Cauce edito- de medicamentos que puedan disminuir el rial. Madrid 1998. deseo de su consumo. Castaño, G.A. Cocaínas fumables en Latinoaméri- ca. Adicciones., 2000. Vol 12 Num. 4. Págs. 541/550. Claude, H. Psiquiatría médico – legal. Espasa Calpe ALGUNAS MEDIDAS CONTRA LA COCAÍNA. S.A. Madrid 1933 p.p. 242 – 250. El País SOCIEDAD. Martes 12 diciembre de 2000. A nivel mundial se intentó obstaculizar la El País SOCIEDAD. Martes 19 diciembre de 2000. producción de cocaína evitando que los paí- Escohotado, A. Historia General de las drogas. ses productores accedieran a precursores Alianza Editorial. Madrid 1989. 3 tomos. químicos (acetona – éter – ácido clorhídrico), Escohotado, A. Historia elemental de las drogas. necesarios para la producción del clorhidrato Anagrama. Barcelona 1996. de cocaína. El resultado fue la exportación Font Quer, P Plantas medicinales. El dioscórides . del alcaloide como pasta base, proliferando renovado. Editorial Labor, S.A.. Barcelona. los laboratorios clandestinos en los países 1980. pp. LV – LXV. receptores de la misma, con este sistema se Goldstein, A. Adicción. Ediciones de Neurociencias. logró estancar el precio del producto, alrede- Barcelona 19994. dor de 10.000 Ptas. el gramo de cocaína, Inglis,B. Marihuana y otras hierbas. Del consumo pero también es verdad que se fue incremen- libre a la prohibición. Tikal ediciones. Gerona tando el proceso de adulteración de la sus- 1994. tancia. Lipp, Frank J. Les plantes et leurs secrets. Editions La década de los 90 es el Decenio de Albin Michel S.A. París 1996 p. 8 y p. 119. Naciones Unidas Contra el Uso Indebido de Maestracci, Nicole. Drogues savoir plus risquer Drogas, intentando además la erradicación moins. Drogues et dépendances. Le livre 2 Datos del Observatorio Español de drogas. 3 Boville Luca de Tena, B. La Guerra de la Cocaína. Temas de debate.. Edit. Debate S.A. Madrid 2000. Pascual, F. 21
  22. 22. d´Information ce qu´il faut savoir. CFES. France. Rudgley, R. Enciclopedia de las substancias psico- Avril 2000. activas. Paidós divulgación. Edi. Piados. Barce- Mark S. Gold. Cocaína. Ediciones de Neurociencias lona 1999. S.L. Barcelona 1997 . Romaní, O. Las Drogas. Sueños y razones. Edit. Usó, J.C. Drogas y cultura de masas (España 1855 Ariel. Barcelona 1999. – 1995) Edit. Taurus. Madrid 1996. 22 Aproximación histórica a la cocaína. De la coca a la cocaína
  23. 23. Epidemiología del uso/abuso de cocaína. BOBES, J.*; SÁIZ, P.A.**; GONZÁLEZ, M.P.**; BASCARÁN, M.T.*** * Catedrático de Psiquiatría. Area de Psiquiatría. Universidad de Oviedo. ** Prof. Titular de Psicología Médica. Area de Psiquiatría. Universidad de Oviedo. *** Colaboradora de Honor. Area de Psiquiatría. Universidad de Oviedo. Enviar correspondencia: J. Bobes García. Universidad de Oviedo. Fac. Medicina - Area Psiquiatría. Julián Clavería, 6. 33006 Oviedo. e-mail: bobes@correo.uniovi.es Resumen Summary Los datos aportados en los últimos años por el Data from the European Monitoring Centre for Observatorio Europeo de las Drogas y las Toxicomaní- Drugs and Drug Addiction suggest an increase in the as sugieren un incremento en la prevalencia de uso prevalence of cocaine use, its availability, and of the de cocaína, de su disponibilidad y de los problemas problems due to its consumption in the majority of generados por su consumo en la mayoría de los paí- European countries. In Spain an increase in both ses europeos. Concretamente, en nuestro país se ha experimental and regular consumption has been venido experimentando un aumento del consumo recorded. Such an increase is especially noticeable in tanto experimental como más regular de la misma. youths, and this affects all age groups of both sexes. Dicho incremento es especialmente llamativo en los Nevertheless, the consumption of cocaine continues jóvenes, y afecta a todos los grupos de edad de to be much lower than that of other drugs such as ambos sexos. No obstante, el consumo de cocaína alcohol, tobacco, and cannabis. sigue situándose muy por debajo de los niveles obte- A progressive increase in the number of cocaine nidos por otras sustancias tradicionalmente más con- users who seek treatment, in the number of hospital sumidas como alcohol, tabaco y cánnabis. emergencies related to cocaine consumption, and in Paralelo a este aumento de consumo se ha detec- the number of deaths due to acute reactions, had tado un incremento paulatino del número de usuarios been seen in conjunction with the increase of cocaine de cocaína que solicitan tratamiento en la red asisten- consumption. cial, del número de episodios de urgencias hospitala- Another disturbing fact is the association of rias directamente relacionadas con su consumo y del cocaine consumption with polyconsumption of other número de muertes por reacción aguda al consumo drugs such as alcohol, tobacco, cannabis, and other de cocaína. psycho-stimulants. Otro dato preocupante es el elevado nivel de aso- Finally, we emphasize that although the level of ciación de cocaína a policonsumo de otras sustancias, perceived risk from usual cocaine consumption has básicamente alcohol, tabaco, cánnabis y otros psico- grown significantly in the general population, this has estimulantes. decreased slightly in recent years in young people. Por último, cabe reseñar que aunque en la pobla- ción general ha crecido significativamente el nivel de Key words: epidemiology, cocaine, social percep- riesgo percibido ante el consumo habitual de cocaína, tions, Spain. en la población más joven el nivel de riesgo percibido ha disminuido ligeramente en los últimos años. Palabras clave: epidemiología, cocaína, percepción social, España. VOL. 13. SUPLEMENTO 2 23
  24. 24. 1. TENDENCIAS EN EL USO/ABUSO DE España) muestran niveles de hasta un 4% COCAÍNA EN LA UNIÓN EUROPEA entre los jóvenes de 15 a 16 años. ara describir y analizar la tendencia 1.2. Decomisos P actual de uso/abuso del cocaína en el contexto europeo creemos que resulta fundamental tener presente la información En lo que a cantidades decomisadas se refiere cabe comentar que, si bien, las canti- del Centro Europeo para la Monitorización de dades aprehendidas fluctúan, la tendencia las Drogas y la Drogadicción (EMCDDA) (1). general es ascendente. Esta tendencia es El EMCDDA es una agencia de la Unión Euro- evidente en casi todos los estados de la pea que tiene como objetivo proporcionar Unión Europea, pero resulta especialmente una visión objetiva, fiable, y comparable clara en España, Irlanda y Reino Unido. Así, sobre las drogas, la adicción a las mismas, y en comparación con 1997 la cantidad total de , las consecuencias de su abuso a nivel de la cocaína incautada en la Unión Europea duran- Unión Europea. te 1998 disminuyó un 21% hasta alcanzar las A pesar de que desde el comienzo de la 34 toneladas, reflejando principalmente el década de los 80s cada vez se ha detectado descenso en España y Portugal. En 1998, las una mayor preocupación en lo referente a la mayores incautaciones tuvieron lugar en magnitud del consumo de cocaína en la España y los Países Bajos (Tabla 1). mayoría de los países europeos, aún carece- El precio de la cocaína es generalmente mos de estadísticas fiables que pongan de estable en la Unión Europea, si bien baja en manifiesto el verdadero alcance de este fenó- Alemania y el Reino Unido. meno en una gran parte de los mismos. Los datos disponibles en el momento actual 1.3. Impacto sanitario y social sugieren un ligero incremento en la prevalen- cia de uso de cocaína, de su disponibilidad Las consecuencias socio-sanitarias deriva- (medida a través de las cantidades de cocaína das del uso-abuso de cocaína siguen siendo incautadas) y de los problemas generados por no muy elevadas en la mayoría de los países su consumo en la mayoría de dichos países. de la Unión Europea, si bien, la proporción de consumidores que solicitan tratamiento por 1.1. Consumo de cocaína en la Unión Europea consumo de cocaína va en aumento en muchos países, especialmente en el sector Conviene tener presente que las metodolo- privado. Todavía no está claro, sin embargo, gías usualmente utilizadas para detectar el hasta qué punto guarda esto relación con el consumo de cocaína (y de otras drogas) tien- consumo de heroína o se debe a un excesivo den, generalmente, a infravalorar su cuantía. consumo de otras drogas con fines lúdicos. Las encuestas realizadas a nivel nacional en La cocaína constituye la principal droga de diferentes países europeos ponen de mani- menos del 10% de las admisiones a trata- fiesto que las prevalencias de consumo en miento, excepto en España (11%) y los Paí- población general varían de unos países a ses Bajos (17%). Con frecuencia, la cocaína otros, oscilando entre un 1% o menos en paí- es la segunda droga de abuso de los consu- ses como Bélgica, Francia, Irlanda o Suecia, midores de heroína en tratamiento (del 15% aproximadamente un 2% en Dinamarca y al 60% según los datos disponibles). Holanda y un 3% en Reino Unido y España (Figura 1). Entre el 1% y el 6% del grupo de 16-34 años y del 1% al 2% de los escolares 1.4. Perfil de los consumidores de cocaína han probado la cocaína al menos una vez, si bien algunas encuestas (Italia, Holanda y En líneas generales, puede decirse que el consumidor europeo de cocaína se caracteri- 24 Epidemiología del uso/abuso de cocaína
  25. 25. Figura 1. Prevalencia vida del consumo de cocaína en los Estados miembros de la Unión Europea. 8 7 todos adultos adultos jóvenes 6 5 % 4 3 2 1 0 B DK RFA RDA S Es F UK Fin G Irl Hol B. Bélgica; DK. Dinamarca; RFA. República Federal de Alemania; RDA. República Democrática de Alemania; S. Suecia; Es. España; F Francia; UK. Reino Unido; Fin. Finlandia; G. Grecia; Irl. Irlanda; Hol. Holanda. . Modificado EMCDDA1 Tabla 1: Cantidades de cocaína decomisadas en la Unión Europea (1986-1996) Kilogramos decomisados País 1988 1989 1990 1991 1992 1993 1994 1995 1996 1997 1998 1999 2000 Alemania 496 1406 2474 964 1332 1051 767 1846 1373 1721 1133 Austria 14 21 41 84 58 84 53 55 73 87 99 Bélgica 404 89 537 756 1222 2892 479 576 838 3329 2088 Dinamarca 10 55 28 40 21 11 30 110 32 58 44 España 3461 1852 5382 7573 4454 5350 4016 6897 13742 18418 11688 18111 6165 Finlandia 0 11 0 38 0 0 0 0 0 0 2 Francia 593 939 1845 831 1625 1715 4743 865 1742 844 1051 Grecia 2 2 34 13 9 5 176 9 156 17 283 Holanda 517 1425 4288 2492 3433 3720 8200 4851 9222 11489 11452 Irlanda 0 3 1 0 10 0 0 22 642 11 333 Italia 616 668 805 1300 1345 1101 6636 2603 2387 1650 2144 Luxemburgo 5 21 23 14 12 16 16 1 13 9 6 Portugal 302 793 360 1094 1860 216 1719 2116 812 3163 625 Reino Unido 323 499 611 1078 2248 717 2261 672 1219 2350 2960 Suecia 7 5 9 226 61 14 29 4 18 34 19 Total 6749 2885 16438 16504 17690 16884 29007 20626 32270 43181 33926 Modificado de EMCDDA1, PND8 Bobes, J.; Sáiz, P González, M.P Bascarán, M.T. .A.; .; 25
  26. 26. za por estar socialmente integrado, tener una las diferencias metodológicas entre ambas edad entre los 20 y los 40 años, poseer un (algunas tan obvias como la edad) presentare- nivel sociocultural y económico superior a la mos por separado los resultados de ambas. media, consume la cocaína de modo intermi- tente, y en general, realiza consumos no muy 3.1. Encuesta sobre Drogas a la Población elevados y dentro de un contexto social y Escolar (PND, 1994 (2), 1996 (3) , 1998 sólo una minoría de los consumidores de (4), 2000 (5). cocaína suelen desarrollar patrones de consu- mo más intensos y problemáticos. Esta encuesta se viene realizando de forma No obstante, es necesario recordar que la periódica cada 2 años y en ella participan los cocaína también es utilizada por grupos más estudiantes de los centros públicos y priva- marginales. Así, los adictos a heroína que tam- dos de enseñanza secundaria y formación bién consumen cocaína (intravenosa o crack, profesional, con edades comprendidas entre principalmente) constituyen un grupo cada vez los 14 y los 18 años. más numeroso con un perfil social muy dife- Con respecto al porcentaje de jóvenes con- rente al expresado con anterioridad y que, sin sumidores de cocaína (Tabla 2), cabe señalar embargo, es similar al del heroinómano clásico. que durante los años 1994-2000 se ha experi- Por último, merece la pena comentar que mentado un incremento tanto del consumo en los últimos años el uso de crack ha emer- experimental (que se ha duplicado entre 1994 gido como un problema importante en deter- y 2000) como del consumo más regular (se minados países como Francia, Holanda y ha producido un aumento de 2.2 veces en las Reino Unido, habiéndose detectado también prevalencias de consumo último año y último su consumo en otros como Alemania y esca- mes en idéntico período). Sin embargo, samente en España. durante el período 1998-2000 se ha asistido a un ligero descenso en el porcentaje de con- sumidores habituales de cocaína, que han 2. TENDENCIAS EN EL USO/ABUSO DE evolucionado del siguiente modo (consumo COCAÍNA EN LOS PAÍSES DE EUROPA en los últimos 30 días): 1.0% en el año 1994, CENTRAL Y ORIENTAL 1.5% en el año 96, 2.4% en el año 98 y 2.2% en el 2000. Comparadas estas cifras con las En los países de Europa Central y Oriental de Europa occidental se demuestra clara- el consumo de cocaína es relativamente raro, mente como nuestro país se sitúa en los pri- pero a medida que ha aumentado su disponi- meros puestos, por encima de la media seña- bilidad, también ha ido en aumento la preva- lada en el epígrafe anterior. lencia, el tráfico y las incautaciones. Compara- En lo que respecta a la continuidad del con- da con otras drogas, la cocaína resulta bas- sumo de cocaína, se observa un incremento tante cara y su consumo tiende a limitarse a progresivo de la misma entre el período 1994- grupos con elevados ingresos (EMCDDA (1). 1998 y finalmente asistimos a un claro descen- so de continuidad de consumo durante el año 2000 (continuidad del 41.7% en el 94, 46.9% 3. TENDENCIAS EN EL USO/ABUSO DE en el 96, 50.0% en el 98 y 40.7% en el 00). COCAÍNA EN ESPAÑA El incremento del consumo juvenil de coca- Al igual que en el apartado anterior hare- ína afecta tanto a los chicos como a las chi- mos especial referencia a los datos obtenidos cas, si bien en estas últimas las prevalencias por el Plan Nacional de Drogas a través de sus tienden a ser de menor cuantía que en los encuestas: La Encuesta sobre Drogas a la varones (Tabla 2). Población Escolar (se realiza los años pares) y El incremento del consumo juvenil de coca- La Encuesta Domiciliaria sobre Consumo de ína afecta a todos los grupos de edad. De Drogas (se realiza los años impares). Dadas hecho, a medida que aumenta la edad se 26 Epidemiología del uso/abuso de cocaína

×