Los reinos cristianos peninsulares entre los siglos XI y XIII.

3,507 views
3,293 views

Published on

0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
3,507
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
566
Actions
Shares
0
Downloads
50
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Los reinos cristianos peninsulares entre los siglos XI y XIII.

  1. 1. Los reinos cristianos peninsulares entre los siglos XI y XIII José Carlos García González. Prof. de la Sección Bilingüe española de Poznan.
  2. 2. El testamento de Sancho III de Navarra. <ul><li>Sancho III el Mayor de Navarra había incorporado a su patrimonio los antiguos condados de Aragón, Castilla, Sobrarbe y Ribagorza. Sin embargo, a su muerte, repartió sus territorios entre sus hijos: </li></ul><ul><ul><li>El reino de Pamplona le correspondió a García. </li></ul></ul><ul><ul><li>El reino de Aragón, a Ramiro. </li></ul></ul><ul><ul><li>El reino de Castilla, a Fernando. </li></ul></ul><ul><ul><li>Los condados de Sobrarbe y Ribagorza, a Gonzalo. </li></ul></ul>
  3. 3. El testamento de Sancho III de Navarra.
  4. 4. Castilla, León y Portugal. <ul><li>Fernando I (1035-1065) hereda el reino de Castilla de su padre Sancho III el Mayor de Pamplona. Un conflicto fronterizo con el vecino reino leonés llevará a Fernando I a proclamarse también rey de León tras vencer a Vermudo III de León en 1037. </li></ul><ul><li>Se inicia así el primer capítulo de una serie de uniones y separaciones entre los reinos de León y Castilla. </li></ul><ul><li>Además, Fernando I también reimpulsó la Reconquista con la toma de Viseo, Coimbra y otras plazas fuertes al rey taifa de Badajoz. </li></ul>
  5. 6. Castilla, León y Portugal. <ul><li>Fernando I, a su muerte, dividió nuevamente sus posesiones entre sus hijos: </li></ul><ul><ul><li>Sancho, el primogénito, heredaba Castilla y las parias del reino de Zaragoza. </li></ul></ul><ul><ul><li>Alfonso, heredaba el reino de León y las parias de Toledo. </li></ul></ul><ul><ul><li>García, heredaba Galicia con las parias de Sevilla y Badajoz. </li></ul></ul>
  6. 7. Castilla, León y Portugal. <ul><li>Sin embargo, muy pronto se inician las luchas entre los hermanos: Sancho II de Castilla encarcela a García y obliga a Alfonso a refugiarse en Toledo. Sin embargo, en el contexto de estas luchas entre hermanos, Sancho II morirá en el asedio de Zamora, asumiendo desde ese momento Alfonso VI el trono de Castilla y de León. Se vuelve así a una segunda reunificación castellano-leonesa en 1072. </li></ul>
  7. 8. Castilla, León y Portugal. <ul><li>Con la unificación de Castilla y León bajo Alfonso VI se produce un nuevo gran avance en el proceso de Reconquista: </li></ul><ul><ul><li>Alfonso VI conquista el reino taifa de Toledo, que había entrado en un proceso de crisis y conflicto tras la muerte del rey al-Mamun. En estas condiciones, Alfonso VI tomará Toledo en 1085. </li></ul></ul><ul><li>Toledo suponía un enclave de valor tanto estratégico como simbólico, ya que Toledo había sido la capital del reino visigodo. </li></ul>
  8. 10. Castilla, León y Portugal. <ul><li>La conquista de Toledo despertará la alarma entre los reyes musulmanes, que reclamarán la intervención de los almorávides en la Península. La llegada de los almorávides frenará el avance de Castilla tras las derrotas de Sagrajas (1086), Consuegra (1097) y Uclés (1108). No obstante, los almorávides nunca llegarían a recuperar Toledo, que es anexionado a Castilla. </li></ul>
  9. 12. Castilla, León y Portugal. <ul><li>Mención aparate merecen las campañas de Rodrigo Díaz de Vivar, el Cid, en Valencia (1088-1099). El Cid combatió unas veces al lado de Alfonso VI de Castilla y otras por cuenta propia, según las circunstancias políticas de cada momento y según su relación personal con el rey. </li></ul><ul><li>Rodrigo Díaz de Vivar conquistó y gobernó Valencia hasta el año 1101, resistiendo los ataques almorávides. </li></ul><ul><li>Finalmente, a su muerte, el reino de Valencia volvió a manos de los musulmanes. </li></ul>
  10. 14. Castilla, León y Portugal. <ul><li>A la muerte de Alfonso VI comienza un periodo de reajustes y reequilibrios que, finalmente, llevará a una crisis política que será aprovechada por algunos nobles para aumentar su poder. Es el caso de Enrique, conde de Portugal, que empezará a actuar cada vez de forma más autónoma respecto a los monarcas de Castilla y león. </li></ul><ul><li>Finalmente, Alfonso Enríquez, segundo conde de Portugal, aprovecha la crisis política y el enfrentamiento entre la reina Urraca y su hijo Alfonso (futuro Alfonso VII) para proclamarse rey e independizarse de la monarquía castellanoleonesa en 1143. </li></ul>
  11. 15. Castilla, León y Portugal. <ul><li>Alfonso VII logrará hacerse con el control del reino y dominar a la nobleza levantisca, aunque deberá reconocer la independencia de Portugal. </li></ul><ul><li>Una vez reafirmada su autoridad como monarca, Alfonso VII reanudará las expediciones militares contra el territorio musulmán. </li></ul><ul><li>Alfonso VII dividirá nuevamente sus territorios entre sus hijos, dando lugar a una nueva separación entre los reinos de Castilla (que queda en manos del primogénito, Sancho III) y León (en manos de Fernando II). Ambos reinos permanecerán separados hasta su unión definitiva en 1230. </li></ul>Pese a los conflictos entre los reinos cristianos occidentales, continuará la conquista de territorios a los musulmanes.
  12. 16. Castilla, León y Portugal. <ul><li>Los enfrentamientos entre los reinos cristianos continuarán hasta el año 1195 cuando se produce una fuerte ofensiva musulmana que derrota a los castellanos en la batalla de Alarcos. </li></ul><ul><li>El peligro almohade, unido a la reactivación del espíritu de cruzada, provocará la unión de los reyes cristianos. Así, en 1212 un gran ejército integrado por castellanos, aragoneses, navarros, órdenes militares y algunos cruzados ultrapirenaicos, derrotará de forma contundente al ejército almohade en la batalla de Las Navas de Tolosa. </li></ul>
  13. 17. Castilla, León y Portugal. <ul><li>La rotunda victoria de las tropas cristianas supuso el comienzo del declive almohade y despejó el camino para nuevas conquistas cristianas hacia el valle del Guadalquivir. </li></ul>
  14. 18. Las Órdenes Militares. <ul><li>Con la llegada de los guerreros islámicos norteafricanos se dio un nuevo impulso al concepto de “Guerra Santa” propia de los musulmanes. A esta idea de “Guerra Santa” los cristianos respondieron con el concepto de “Cruzada”. Por otro lado, desde el punto de vista militar, los reinos cristianos reaccionaron frente al poder almohade con la creación e impulso de las Órdenes militares, adaptando a la Península Ibérica una institución que habían creado en Palestina los caballeros cruzados europeos. </li></ul>
  15. 19. Las Órdenes Militares. <ul><li>Las Órdenes Militares más importantes en Castilla y León fueron las Órdenes de Santiago, Alcántara y Calatrava; así como en Aragón se fundó la Orden de Montesa. </li></ul><ul><li>Los miembros de estas Órdenes Militares alternaban la vida de oración propia de los monjes con la actividad guerrera propia de los nobles. Se encargaron sobre todo de la defensa de las llanuras situadas al Sur del Tajo y del Bajo Aragón de los ataques almohades y tuvieron un papel fundamental en la repoblación de estos territorios. </li></ul>
  16. 20. El Reino de Navarra. <ul><li>De acuerdo con el testamento de Sancho III el Mayor, el reino de Pamplona le correspondía al primogénito: García Sánchez III que, además, asumía el título de imperator, situándose en una posición de preeminencia frente a sus hermanos. Sin embargo, la anexión de León por parte de su hermano Fernando I de Castilla rompía esa situación de preeminencia. </li></ul>
  17. 21. El Reino de Navarra. <ul><li>En el siglo XI la historia del reino de Navarra estuvo marcada por los enfrentamientos con los reinos vecinos, lo que supuso una pérdida continuada de territorios. </li></ul><ul><li>Finalmente, en 1076, tras el asesinato de Sancho IV de Navarra, el rey aragonés Sancho Ramírez (sucesor de Ramiro I de Aragón), anexionará Navarra al reino de Aragón. Esta unión continuará hasta el año 1134. </li></ul>
  18. 23. El Reino de Navarra. <ul><li>En 1134 moría el rey Alfonso I de Aragón dejando a las Órdenes Militares todos sus reinos, testamento que encontrará la oposición de la nobleza laica y de la jerarquía eclesiástica. En este contexto los nobles navarros elegirán como rey a García Ramírez y Navarra se separará definitivamente de Aragón. </li></ul><ul><li>Navarra, encerrada entre dos vecinos poderosos, como son Castilla y Aragón, perdía la posibilidad de ensanchar sus territorios mediante la conquista de nuevas tierras a los musulmanes. </li></ul>
  19. 24. El Reino de Navarra. <ul><li>Entre los reyes navarros destacará Sancho VII, apodado el Fuerte, quien, a pesar de sus enfrentamientos con los reyes de Castilla y de Aragón y de haber perdido La Rioja y del territorio vasco, participó en la batalla de las Navas de Tolosa en 1212 junto a los monarcas cristianos de Castilla, León y Aragón. </li></ul><ul><li>Navarra, conseguirá mantener su independencia debido en parte al apoyo de dinastías de origen francés, como la de Champaña en el siglo XIII o la de Evreux en el siglo XIV. </li></ul>
  20. 25. El Reino de Aragón. <ul><li>El Reino de Aragón aumentó su territorio en la segunda mitad del siglo XI. Primero, Ramiro I, hijo de Sancho III el Mayor de Navarra, ensanchó el territorio aragonés desde los valles de los ríos Aragón, Gállego y Cinca, apoderándose de algunos territorios navarros tras la muerte de su hermano García III y anexionándose los condados de Sobrarbe y Ribagorza a la muerte de su hermano menor Gonzalo. </li></ul>
  21. 26. El Reino de Aragón. <ul><li>Con Sancho Ramírez se produjo la unión entre Aragón y Navarra. </li></ul><ul><li>Tanto Sancho Ramírez como su hijo, Pedro I, se enfrentaron frecuentemente a los musulmanes, cuyas tropas presionaban los valles pirenaicos, iniciaban así la expansión hacia el valle del Ebro. </li></ul>
  22. 27. El Reino de Aragón. <ul><li>Hay que tener en cuenta que la Reconquista fue más lenta en la parte oriental de la Península debido a que los musulmanes estaban más fuertemente afincados y organizados en el valle del Ebro que en la Meseta. </li></ul>
  23. 29. El Reino de Aragón. <ul><li>Ya en el siglo XII la parte central del valle del Ebro caerá en manos de Alfonso I de Aragón, conquistando Zaragoza en 1118 y, después toda la margen derecha del Ebro. </li></ul><ul><li>Alfonso I permitió que los musulmanes permanecieran en las tierras conquistadas, por lo que no fue necesario llevar a cabo un proceso de repoblación tan amplio como en la Meseta. </li></ul>
  24. 30. El Reino de Aragón. <ul><li>A la muerte de Alfonso I en 1134 se abre un periodo de crisis interna. </li></ul><ul><li>Alfonso I, en su testamento, dejaba sus reinos a las Órdenes Militares, un testamento que no se iba a cumplir: los navarros aprovecharán para elegir un nuevo rey independiente del rey aragonés: Sancho IV, mientras que los aragoneses eligen a Ramiro II, hermano de Alfonso I. </li></ul>
  25. 31. El Reino de Aragón. <ul><li>El hermano de Alfonso I, Ramiro II, que era monje, obtuvo una dispensa papal para ser nombrado rey y casarse. Sin embargo, pronto volvió a la vida monacal tras prometer a su hija Petronila, todavía una niña, con el conde de Barcelona, Ramón Berenguer IV, al que dejó el gobierno de Aragón. </li></ul><ul><li>El hijo de Petronila de Aragón y de Ramón Berenguer IV de Barcelona: Alfonso II, será el heredero de ambos territorios. </li></ul>
  26. 32. Los condados catalanes. <ul><li>Mientras en Aragón y Navarra tenían lugar los acontecimientos que hemos estudiado, los condes de Barcelona fueron consolidando su dominio sobre casi todos los condados catalanes. </li></ul><ul><li>En los Condados catalanes, los escasos avances territoriales a costa de territorios musulmanes, llevarán a que los nobles presionen aún más que en otros territorios sobre los campesinos e incluso sobre el propio Conde de Barcelona. </li></ul><ul><li>Sin embargo, tras este enfrentamiento, el poder del Conde de Barcelona quedará reforzado </li></ul>
  27. 33. Los condados catalanes. <ul><li>Por otro lado, el conde Ramón Berenguer I llevará a cabo una política de intervención en los asuntos transpirenaicos y, por vínculos matrimoniales, su autoridad se extendió sobre varios territorios del Sur de Francia, como los condados de Narbona y Carcasona. </li></ul><ul><li>su nieto, Ramón Berenguer III (1097-1131), unió el condado de Provenza (en Francia) al de Barcelona al contraer matrimonio con la condesa Dulce de Provenza. </li></ul>
  28. 34. Los condados catalanes. <ul><li>Más adelante, Ramón Berenguer IV (1131-1162) se casará con Petronila de Aragón, tomando el título de Príncipe de Aragón y uniendo las fuerzas de Aragón y los condados catalanes. </li></ul><ul><li>En este contexto, unidas las fuerzas de Aragón y de los Condados catalanes, Ramón Berenguer IV pudo terminar la Reconquista del área catalana del valle del Ebro </li></ul>
  29. 35. La unión de Cataluña y Aragón. <ul><li>Alfonso II (1162-1196), hijo del conde de Barcelona Ramón Berenguer IV y de la princesa Petronila de Aragón será el primer rey de la Corona de Aragón. Desde entonces, Aragón y Cataluña tendrán siempre un mismo monarca, aunque cada tanto Aragón como Cataluña conservarán su autonomía y sus leyes particulares. </li></ul><ul><li>Alfonso II continuará la conquista de territorios musulmanes por el Sur del Ebro y la Cordillera Ibérica, fundando Teruel en 1171. </li></ul>
  30. 36. La unión de Cataluña y Aragón. <ul><li>Su hijo, Pedro II, continuará esta política expansiva al norte de los Pirineos, sin embargo, su matrimonio con María de Montpellier, aunque aumentó sus dominios, supuso la participación de Pedro II en el conflicto albigense. </li></ul><ul><li>Pedro II tendrá que acudir en ayuda de sus vasallos albigenses (herejía contra la que el Papa había predicado una cruzada), que serán atacados por el rey de Francia. </li></ul><ul><li>El propio Pedro II moría en la batalla de Muret (1213). A partir de esta derrota, los condes de Barcelona abandonaron su política transpirenaica. </li></ul>
  31. 37. El siglo XIII. Reactivación de las conquistas. <ul><li>Durante el siglo XII había tendido lugar la firma de tratados entre los dos grandes poderes cristianos de la Península Ibérica: Castilla y León y la Corona de Aragón, para delimitar los territorios que correspondían a cada uno en las conquistas futuras. </li></ul><ul><li>Estos tratados suponían una nueva concepción de la Reconquista como una estrategia global y a largo plazo, y no como resultado de objetivos inmediatos y/o casuales. </li></ul>
  32. 38. El siglo XIII. Reactivación de las conquistas. <ul><li>En el Tratado de Tudillén (1151), Castilla reconocía a Aragón el derecho a la conquista de los reinos musulmanes de Valencia, Denia y Murcia. </li></ul><ul><li>Posteriormente, en el Tratado de Cazorla (1179) se ratificaban los derechos de Aragón sobre Valencia y Denia, pero Murcia pasaba a ser zona de conquista castellana. </li></ul>
  33. 39. El siglo XIII. Reactivación de las conquistas: Las Navas de Tolosa. <ul><li>En el siglo XIII, ante el poder de los almohades, que se manifestará en victorias musulmanas como la de Alarcos (1195), los reinos cristianos pondrán fin a sus disputas y unirán esfuerzos frente al enemigo común. </li></ul><ul><li>También contribuyó a la expansión de los reinos cristianos el espíritu de cruzada, promulgada por el Papa Inocencio III. </li></ul><ul><li>En este contexto se formará un numeroso ejército dirigido por los reyes de Castilla </li></ul><ul><li>(Alfonso VIII), Aragón (Pedro II) y Navarra (Sancho VII) con la participación de las Órdenes Militares y numerosos cruzados extranjeros. </li></ul><ul><li>El choque con el ejército almohade se produjo en la batalla de Las Navas de Tolosa (1212), cerca de Sierra Morena. La rotunda victoria de las tropas cristianas supuso el comienzo del fin del dominio almohade y abrió el camino hacia el valle del Guadalquivir. </li></ul>
  34. 40. El siglo XIII. Las conquistas de Jaime I de Aragón. <ul><li>Jaime I tenía cinco años cuando murió su padre Pedro II. Durante su minoría de edad se abandonaron las empresas exteriores y la nobleza comenzó, de nuevo, a usurpar derechos y funciones que correspondían al monarca. Sin embargo, Jaime I recuperó muy pronto su poder y prestigio, dando muestras desde muy joven de gran energía y dotes políticas. </li></ul><ul><li>En 1228 se hizo cargo personalmente del gobierno del reino y lanzó a la nobleza catalana y aragonesa hacia una empresa común: la conquista de Mallorca. </li></ul>
  35. 41. <ul><li>Hay que tener en cuenta que la burguesía catalana estaba abriéndose al comercio mediterráneo. Será esta burguesía la que impulsará financieramente la conquista de Mallorca y Valencia. Si bien, la expansión territorial constituía un beneficio tanto para la nobleza aragonesa como para la catalana, serán, sobre todo los intereses de esta última y de la burguesía urbana catalana los que condicionaron la expedición contra Mallorca, foco de piratería que perjudicaba el comercio en el Mediterráneo occidental. </li></ul>El siglo XIII. Las conquistas de Jaime I de Aragón.
  36. 42. El siglo XIII. Las conquistas de Jaime I de Aragón. <ul><li>Así las cosas, la nobleza catalana y aragonesa se unieron en una causa común bajo la dirección del rey Jaime I: la conquista de Mallorca. </li></ul><ul><li>Se organizó una flota que zarpó de Tarragona en 1229 y, con relativa facilidad, los catalano-aragoneses conquistaron la isla de Mallorca, sometiendo a vasallaje a Menorca (que no será conquistada hasta 1287) y conquistando Ibiza en 1234. </li></ul>Las tierras de Mallorca fueron repartidas entre los conquistadores y repobladas sobre todo por catalanes.
  37. 43. El siglo XIII. Las conquistas de Jaime I de Aragón. <ul><li>El triunfo de la conquista de Mallorca animó a Jaime I y a los nobles catalanes y aragoneses a lanzarse a la conquista del reino de Valencia. </li></ul><ul><li>La conquista de Valencia interesaba tanto a la nobleza catalana como a la nobleza aragonesa, aunque, finalmente, será el rey el que asuma la dirección de esta empresa militar. </li></ul>
  38. 44. El siglo XIII. Las conquistas de Jaime I de Aragón. <ul><li>La guerra, que comenzó en 1232, fue larga y difícil; finalmente, tras conquistar algunas poblaciones cercanas a la capital, la ciudad de Valencia fue sitiada y se rindió en 1238. El resto del territorio valenciano fue cayendo poco a poco en poder del rey Jaime I, al que se dio el sobrenombre de El Conquistador. </li></ul><ul><li>En 1253, cayeron los últimos territorios valencianos y la Corona de Aragón finalizará su Reconquista. </li></ul>
  39. 45. El siglo XIII. Las conquistas de Jaime I de Aragón. <ul><li>Gran parte de los habitantes musulmanes continuarán residiendo en Valencia que, además será repoblada por aragoneses y catalanes. El rey concederá a Valencia la categoría de reino con sus leyes e instituciones propias. </li></ul><ul><li>Sin embargo, los últimos años de su reinado se vieron envueltos en los problemas derivados de la sucesión </li></ul>
  40. 46. Castilla y León en el siglo XIII. <ul><li>En Castilla, la muerte de Alfonso VIII dejaba el reino en manos de un menor: Enrique I de Castilla, tutelado por su hermana Berenguela (casada con el rey Alfonso IX de León). </li></ul><ul><li>A la muerte del jóven Enrique I, heredaba el trono de Castilla el hijo de Berenguela y de Alfonso IX de León: Fernando III, que también heredará el reino de León a la muerte de su padre. </li></ul><ul><li>Así, en el año 1230, los reinos de Castilla y León se reunificaron de forma definitiva en manos de Fernando III el Santo. </li></ul>
  41. 47. Castilla y León en el siglo XIII. <ul><li>Después de la Batalla de Las Navas de Tolosa (1212) los reinos cristianos volvieron a avanzar en el proceso de Reconquista: </li></ul><ul><li>De este modo, en 1230, el reino de León, con Alfonso IX conquistaba la mayor parte de la actual Extremadura. </li></ul><ul><li>A partir de 1230, unidas ya Castilla y León, Fernando III comenzará la conquista de del Valle del Guadalquivir aprovechando los enfrentamientos entre los reyezuelos taifas. </li></ul>
  42. 50. Castilla y León en el siglo XIII. <ul><li>Finalmente, el hijo de Fernando III, Alfonso X el Sabio, conquistará las costas de Huelva y Cádiz en 1262. </li></ul><ul><li>Mientras, el reino de Murcia, que desde 1243 era un protectorado de Castilla y León, se había rebelado contra la intolerancia cristiana, siendo sometido por las tropas de Jaime I de Aragón, que acudieron en apoyo de su yerno, el rey castellanoleonés, Alfonso X, al que cederá Murcia, cumpliendo el Tratado de Cazorla, por el que Murcia pertenecía a Castilla. </li></ul>
  43. 51. Castilla y León en el siglo XIII. <ul><li>Al Sur de los territorios cristianos del Valle del Guadalquivir se organizó el reino musulmán de Granada, rico y muy poblado. </li></ul><ul><li>La defensa de esta nueva frontera fue encomendada por los reyes castellanos a las Órdenes Militares. </li></ul><ul><li>Mientras, el reino de Granada, como vasallo del reino de Castilla (al que enviaba importantes tributos) continuará existiendo hasta el año 1492. </li></ul>

×