• Share
  • Email
  • Embed
  • Like
  • Save
  • Private Content
La musica en la historia del arte
 

La musica en la historia del arte

on

  • 1,470 views

A través de la pintura y la escultura

A través de la pintura y la escultura

Statistics

Views

Total Views
1,470
Views on SlideShare
1,470
Embed Views
0

Actions

Likes
0
Downloads
4
Comments
0

0 Embeds 0

No embeds

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via SlideShare as OpenOffice

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

    La musica en la historia del arte La musica en la historia del arte Presentation Transcript

    • SEMANA DE LA MÚSICA EN EL IES ALBARREGAS CURSO 2011/12
    • LA MÚSICA EN LA HISTORIA DEL ARTE
    • INTRODUCCIÓN
    • EL HIPOGEO DE MALTA Un hipogeo es una bóveda subterránea donde los antiguos depositaban los cadáveres. El de Hal Saflieni, en Malta, consiste en una serie de más de veinte grutas. A un lado de las galerías está la sala del oráculo. En una de sus paredes hay un pequeño nicho ovalado que produce una fuerte resonancia cuando se habla o canta en voz muy grave. Cerca hay un pozo votivo donde se arrojaban ofrendas después de haber consultado. Al que oyera la voz proveniente de la hendidura le resultaría fácil creer que el oráculo era un medio a través del cual hablaba un antepasado difunto. Lucrecio dejó escrito que todo espacio de ecos es un templo. En lo que llamamos prehistoria, la música no fue probablemente una diversión. Como la pintura, como la escultura caía del lado del rito, de la magia, de la comunicación con lo invisible en que los sueños nos invitan a creer. Algunos investigadores hanHipogeo de Hal Saflieni, Neolítico aventurado la hipótesis de que muchas grutas fueron instrumentos de música.
    • ORFEO RODEADO DE ANIMALESDamos un salto a la Grecia clásica. La mitología presenta a Orfeo como un chamán, alguien que viaja a las profundidades para entrar en contacto con dioses y espíritus. Orfeo, con su canto y su lira, tiene el poder de curar al enfermo e invocar el éxtasis de la iniciación en los misterios. Algunos dicen que era un sacerdote de Dionisos, al que también conocemos como Baco. La historia de su bajada a los infiernos para rescatar a Eurídice es bien conocida. “Caminé el oscuro camino del Hades confiando en mi cítara”, dice el Orfeo de la Argonáutica, “por amor a mi esposa”. Así, la magia musical de Orfeo se refiere a la redención del alma, y la clave para su efectiva operación es el deseo y la intención de Orfeo en el Mosaico de Tarsus, Siglo III Amor.
    • EDAD MEDIA
    • LA INSIRACIÓN DE SAN GREGORIO San Gregorio inspirado por el Espíritu. Siglo XIVUn monje de Montecasino que vivió en el siglo IX popularizó la leyenda. Gregorio Magno recibe del Espíritu Santo, que se le aparece en forma de paloma, el repertorio melódico del canto cristiano primitivo, al cual llamamos en su honor canto gregoriano. San Gregorio, que vivió en el siglo VI, está representado en el momento de la inspiración en la imagen de arriba, que es de un manuscrito del siglo XIV. ¡Cuántos siglos diferentes para hablar del canto gregoriano! Y es que, como todas las músicas tradicionales, ésta no tiene un pedigrí demasiado claro. Podemos saber que se jubila del todo el siglo pasado (con el Concilio Vaticano II) y que nació en cierto modo antes de Cristo, ya que aprovecha buena parte de los rituales musicales judíos. El rezo cantado de los cristianos vive su juventud más gloriosa durante la Edad Media, pero ha sido la base sobre la que ha jugado durante siglos toda la música de Occidente. En su seno nacerá, por ejemplo, la polifonía, aunque ésa es ya otra historia.
    • DOS JUGLARESLa música une y desune, aplaca e irrita, alegra y entristece. Rara vez deja indiferente, pero pocas veces produce el efecto esperado. Si algo tienen en común las músicas de todo tiempo y lugar es que modifican el estado de ánimo; nos invaden para que nuestra psique les dé un sentido. Un miniaturista de la corte de Alfonso X pintó juntos a dos juglares: un cristiano y un árabe; al lado, una jarra de vino. Y ahora nosotros le buscamos explicaciones a esa imagen que contradice la realidad política del momento. Alfonso X, Cantigas, Siglo XIIIQuizás la música ya no es sólo el dictado de una fe, sino el placer de una técnica de toque, de unos ritmos…, la imitación de unos adornos que asombran y seducen. Por la mañana se guerrea y por la noche el enemigo acaso gana alguna batalla de gustos, llenando, por ejemplo, nuestro instrumentario de objetos árabes: laúdes, rabeles… Al margen de cualquier conflicto o alianza de civilizaciones, libra la música otras batallas, firma otros tratados. Pensemos en dos ejemplos: la música de los negros americanos, la música de los gitanos españoles. El jazz, el flamenco…
    • EL CANTO DE LOS PÁJAROS MEDIEVALESUno se imagina más o menos lo que San Franciscole está contando a los pájaros: catequesis (¿habría otros recibiendo alternativa o cultura religiosa?). Pero ¿qué responden ellos? Los pájaros cantan. YGonzalo de Berceo (algunas décadas antes de que se pintara este fresco genial) nos dice muy claramente cómo cantaban por entonces las aves: Yaçiendo a la sombra perdi todos cuidados, Odi sonos de aves dulçes e modulados: Nunca udieron omnes organos mas temprados, Nin que formar pudiessen sones mas acordados. Unas tenien la quinta, e las otras doblaban, Otras tenien el punto, errar non las dexaban, Al posar, al mover todas se esperaban, Aves torpes nin roncas hi non se acostaban. Las aves “que tenían el punto” no es que hubieran picoteado hierbas raras. Quiere decirnos el poeta que ésas cantaban la voz principal (normalmente, una melodía gregoriana), ya que “punto” significa “nota” (de ahí, la palabra “contrapunto”). Y luego había dos voces más: una a la quinta y otra a laoctava. Y eran paralelas, porque “al posar, al mover Giotto, San Francisco predicando todas se esperaban”. ¡Eso es un organum! a los pájaros, S. XII
    • UNA VELA A DIOS Y OTRA AL DIABLO Un músico y musicólogo inglés (Christopher Page) eligió esta imagen para la portada de uno de sus discos sobre motetes franceses del siglo XIII. Un joven clérigo ofrece dinero a una muchacha que baila tocando una pandereta. A un lado hay un diablo tentador y a otro un patriarca del Antiguo Testamento que pone en guardia. Ese joven estudiante de la Universidad de París representa al público, y acaso al creador también, de esa curiosa forma polifónica surgida del canto gregoriano (que se mantiene en ella como tenor o voz principal), pero que incorpora en las voces superiores músicas y letras de marcado sabor profano. El motete poli textual, que parece poner una vela a Dios yLetra capitular miniada. Biblia, París, h.1250 otra al diablo.
    • LA POLIFONÍA MÁS SUTILComo pasa con tantas cosas humanas, unos siglos después de inventada, la polifonía se apasiona, se desarrolla hasta niveles de complejidad inauditos. También se ha dicho: hasta la decadencia. Cinco cantores de polifonía ars subtilior, la tendencia polifónica de finales de la Edad Media, necesitan coordinar la difícil rítmica de cada voz mediante gestos de las manos. Y expresan ese esfuerzo, esa pasión con todo el cuerpo. Estamos, sin embargo, a un paso del Renacimiento, estilo que intentará poner todos esos hallazgos técnicos del canto a varias voces al servicio de la expresión otra vez sencilla del texto. Biblia francesa de finales del S. XIV
    • BARROCO
    • LA ÓPERA Conviene comenzar por aquí la sección dedicada al Barroco. Quiero decir: comenzar por el género que evoca esta imagen de uno de los teatros barrocos mejor conservados del mundo (Drottningholm, Suecia). Y es que la ópera, su invención en 1600 a partir de múltiples antecedentes, marca el comienzo del Barroco en música. Los primeros argumentos son mitológicos (Dafne de Peri, Eurídice de Caccini, Orfeo de Monteverdi…) y se prestaban al desbordamiento emocional que persiguen todas las artes visuales y auditivas de la época.Teatro de Drottningholm. S. XVIII
    • EL ESTILO CONCERTADO Todos los rasgos estilísticos de la estética barroca pueden entenderse como manifestaciones de la “ley del contraste”. En música esta ley polariza las texturas (una melodía y un bajo), las dinámicas (efectos de eco), los ritmos y los timbres. En el estilo concertado voces e instrumentos se oponen, dialogan y conciertan. Es lo que parece escucharse en esta pintura sugerente en la que la voz de un niño concierta con unRobert Tournières, Concierto, S. XVII violín, una espineta, una viola da gamba y un laúd.
    • EL BAJO CONTINUOAl hablar de Bajo Continuo (el acompañamiento a basa de acordes típico del Barroco) solemos pensar en el clavecín o en cualquier otro instrumento de tecla. Sin embargo, también era muy frecuente, sobre todo enambientes populares como el quenos muestra esta pintura, el uso de instrumentos de cuerda pulsada como el laúd o la guitarra de cinco órdenes. Valentin de Boulogne, Concierto, S. XVII.
    • LA CONCIENCIA TÍMBRICA Una de las características esenciales del Barroco es la entrada triunfal del timbre como parámetro de la composición. Los compositores empiezan a pensar en timbres concretos, en instrumentos como los que muestra esta naturaleza muerta de Baschenis. Tres laúdes, un violín y un violonchelo, que en este tipo de pinturas (muy frecuentes en el XVII) hablan al espectador de la fragilidad de la vida. Memento mori, se decía: recuerda que has de morir.Evaristo Baschenis, Naturalezamuerta con instrumentos, S. XVII
    • LA VIOLA DA GAMBA Uno de los instrumentos más emblemáticos del Barroco (sobretodo del Barroco francés) fue la violada gamba, que en España era llamada simplemente violón. Es un instrumento de cuerda frotada, aunque Marin Marais, compositor y virtuoso, posa en este retrato tocándola como si de un laúd se tratara, aprovechando que el instrumento, a diferencia del violonchelo, tenía trastes y esporádicamente se tocaba así. Marais escribió varios libros de suites en los que intentaba, según el ideal de la época, imitar los más bellos floreos de la voz humana. André Bouys, Marin Marais, S. XVIII.
    • BACH Casi todos los músicos de casi todas las épocas han coincidido en considerar a Bach el más grande de los compositores de todos los tiempos. De todos los retratos conservados se piensa que éste, realizado poco antes de su muerte (1746) es el único auténtico. Cuando sus restos fueron exhumados a mediados del siglo pasado para ser trasladados a la iglesia de Santo Tomás de Leipzig, el filósofo Emil Cioran pudo verlos. Y escribió en su obra Ese maldito yo: "Bach en su tumba. Lo vi, como tantos otros, por una de esas indiscreciones a las que los enterradores y los periodistas nos tienen acostumbrados, y desde entonces pienso sin cesar en las órbitas de su calavera, que no tienen nada de original a no ser que proclaman la nada que él negó".Haussman, Bach, S. XVIII.
    • FIN Realizado por: - Sergio Juarez Serrano - Judit Pavón Pérez - Noelia Torres Moscatel