La DepresióN Del 29

4,839 views

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
4,839
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
112
Actions
Shares
0
Downloads
77
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

La DepresióN Del 29

  1. 1. La Crisis de 1929 Nombres: Clarence Campusano Daniza Contreras Jorge Rojas Coralia Yañez Curso : 4º A Asignatura: Historia y Ciencias Sociales Profesor: Ernesto Cortes
  2. 2. La Depresión La depresión económica es conocida como el periodo durante el cual un país industrializado presenta una producción y unas ventas reducidas, y al mismo tiempo altas tasas de desempleo y de quiebras empresariales. Una depresión es el punto más bajo de un ciclo económico. La depresión más importante se produjo en 1929 y fue conocida como la Gran Depresión, pero se han producido otras depresiones (o recesiones) a lo largo de la historia, sobre todo a partir de la crisis de los precios del petróleo de 1973.
  3. 3. La Gran Depresión La "gran depresión" económica que se generalizaría a partir de 1929 (a causa del crac del mismo año) destruiría "el espíritu de Locarno" y propiciaría que la inseguridad, la violencia y la tensión volvieran a caracterizar las relaciones internacionales. Lo que en 1928 era impensable, la posibilidad de una nueva guerra mundial estaba cerca. La crisis económica mundial fue precipitada por la crisis de la economía norteamericana, que comenzó en 1928 con la caída de los precios agrícolas y estalló cuando el 29 de octubre de 1929 se hundió la Bolsa de Nueva York. Ese día bajaron rápidamente los índices de cotización de numerosos valores -al derrumbarse las esperanzas de los inversores, después que la producción y los precios de numerosos productos cayeran por espacio de tres meses consecutivos- y se vendieron precipitadamente unos 16 millones de acciones.
  4. 4. El Desempleo en la Crisis El periodo de desempleo masivo más generalizado, depresivo y serio de los tiempos modernos fue la Gran Depresión que siguió al crack de Wall Street en 1929. Esta depresión produjo catorce millones de desempleados en Estados Unidos, seis en Alemania y tres en Gran Bretaña. En Australia la crisis fue especialmente dura, con más de un 35% de la fuerza laboral desempleada a principios de la década de 1930 y muchas de estas personas siguieron sin trabajo hasta la Segunda Guerra Mundial. Las distorsiones sociales, la migración generalizada en busca de empleo y el extremismo político se hicieron habituales y la muerte por enfermedades relacionadas con la malnutrición aumentó considerablemente en todo el mundo industrializado. La Gran Depresión provocó importantes cambios en el comportamiento que se tenía frente al desempleo; esta nueva actitud se expresaba en las políticas del New Deal del presidente estadounidense Franklin D. Roosevelt, quien introdujo en su país durante su gobierno la seguridad social, el seguro de desempleo y programas de trabajo público para utilizar el excedente laboral
  5. 6. Colas de desempleados en 1930 Las depresiones económicas se caracterizan por una reducción de la producción y un elevado desempleo. Durante la Gran Depresión de 1930 millones de personas perdieron sus trabajos, muchas empresas quebraron y las instituciones financieras se colapsaron. Esta fotografía muestra una cola de desempleados en Nueva York. La quiebra de la Bolsa de Wall Street en 1929 precipitó la Gran Depresión, la peor crisis económica de la historia mundial. Fue la clase de colapso anticipado por el keynesianismo, con una caída en la demanda que produce un crecimiento del desempleo, sin la intervención del gobierno mediante inversiones para restablecer los niveles de demanda. La depresión duró cerca de una década, con cientos de miles de personas que perdieron su trabajo, empresas que quebraban e instituciones financieras colapsadas.
  6. 7. La Depresión en Chile La depresión llego a Chile a partir de 1930, y fue tan fuerte que el año siguiente se llego a la paralización de las actividades productivas. Mas del sesenta porciento de los trabajadores de la minería estaba cesante. Al mismo tiempo, en la practica se frenaron las exportaciones chilenas. El gran afectado fue el salitre, cuyo consumo disminuyo significativamente debido a la crisis y a la competencia del salitre sintético. Ante la critica situación, el gobierno se vio en la obligación de suspender el pago de la deuda extrema, y decreto un aumento en las contribuciones y una reduccion de sueldos, entre otras medidas. Las cuales, unidas al nombramiento del Congreso Termal, incrementaron las voces criticas de la oposición. Para tranquilizar a la opinión publica, se cambio a los ministros del Interior y de Hacienda. En el primer cargo asumió el jurista y catedrático Juan Esteban Montero, Mientras la segunda cartera quedo en manos del respetado ingeniero y ex director de ferrocarriles Pedro Blanquier. Montero restableció la libertad de prensa.
  7. 8. Pese a estos cambios, el descontento antes la crisis económica continuo. El 21 de julio de 1931, el gabinete ministerial renuncio por discrepancias con el Presidente, tras lo cual la agitación popular estallo. Al día siguiente se desato una protesta estudiantil. Fue tomada la Casa Central de la Universidad de Chile. Los estudiantes de la Universidad CATOLICA también adhirieron. Hubo enfrentamientos armados con la fuerza publica, que terminaron con muchas victimas. A esta protesta se sumaron los colegios profesionales, obreros y funcionaros, en forma de huelga de brazos caídos; los comerciantes cerraron las puertas de sus negocios. Viendo la gravedad de la situación nacional, el 26 de julio Ibáñez renuncio haciendo entrega del mando a Pedro Opazo Letelier, presidente del Senado (quien estuvo solo unas horas en el cargo), y partió al exilio a Argentina. Es importante destacar que su caída se debió mas a las repercusiones de la crisis mundial que a la acción de sectores opositores. La censura y protestas de la población se iniciaron debido a la escasez y el agotamiento de lo recursos del Estado. Desde la salida de Ibáñez hasta el 30 de septiembre de 1932 se produjeron una serie de movimientos revolucionarios. Debido a la inestabilidad, este periodo es conocido como Anarquía.
  8. 9. Los Locos Años Veinte Aunque algunas economías aún experimentaran crisis coyunturales y aunque el paro fuese en todas ellas alto, superior a los niveles anteriores a 1914, el crecimiento económico entre 1925 y 1929 fue en términos absolutos rápido, generalizado y sostenido. En 1923 se habían alcanzado ya los niveles productivos de 1913. El índice de la producción industrial mundial pasó de 100 en 1913 a 111 en 1924, 141,8 en 1928 y 153,3 en 1929. En Estados Unidos, la recuperación económica fue particularmente rápida una vez superada la crisis de los años 1920-21. Se debió, sobre todo, al aumento espectacular de la fabricación de automóviles (1,9 millones de vehículos en 1919; 5,6 millones en 1929), al incremento de la demanda de bienes de consumo y al boom de la construcción. La producción manufacturera creció entre 1921 y 1929 a una tasa media anual del 7,6 por 100. En Francia, la producción industrial aumentó entre 1924 y 1929 a una media anual del 3, 5 por 100. La producción de carbón pasó de 25,3 millones de toneladas en 1920 a 55 millones en 1930; la de acero, de 2,7 millones en 1920 a 9,4 millones en 1930; la de electricidad, de 5,8 millones de kilovatios-hora en 1920 a 17,5 millones en 1935.
  9. 10. La recuperación fue más lenta en otros países industrializados como Gran Bretaña, y por descontado en Alemania; y también en países relativamente industrializados como Bélgica, Holanda, Suiza y los países escandinavos. Pero no fue por ello menos evidente. Así, pese a la sobre valoración de la libra tras el retorno en 1925 a la paridad en oro de 1914 ordenada por Churchill como ministro de Hacienda, pese al declinar de algunas industrias tradicionales (carbón, acero, producción naval, textil) y a la pérdida de mercados internacionales, la economía inglesa creció regularmente desde 1922. Alemania se recuperó notablemente tras la reconversión del marco en 1924 y la renegociación en ese año del pago de las indemnizaciones de guerra (Plan Dawes). Los años 1925-29 fueron los años de la "prösperitat". El desempleo, que todavía en 1924 suponía el 13,5 por 100 de la población activa del país, había descendido en 1925 al 6,7 por 100. En 1927 la producción industrial superaba ya ampliamente los niveles anteriores a la guerra mundial. La producción total de carbón subió de 252,4 millones de toneladas en 1920 a 288, 7 millones en 1930; la de acero, que había bajado hasta los 6 millones de toneladas en 1923, alcanzó los 16,3 millones en 1927. Ninguna persona en su sano juicio podía esperar lo que sucedería en años venideros, un auge grandioso en la mayoría de las economías mundiales hacia impensable que en 1929 ocurriría el desastre económico más grande en toda la historia.
  10. 11. Crack de La Bolsa: Desde 1928 la industria de la construcción experimenta una cierta contracción, no grave, pero que significara el primer signo de recesión. Aun así, la euforia de la Bolsa esta estabilizada, debido al descenso de los precios, como del acero, cobre y la reduccion de los beneficios en algunas empresas. Se procura vender pero los especuladores todavía compran. A finales de octubre, inesperadamente, estalla la verdadera explosión. La acumulación de ordenes de venta había hecho bajar los valores, pero esta tendencia había sido amortiguada por la compra por parte de la Banca Morgan. Días mas tarde, millones de títulos son arrojados al mercado a bajo precio y no encuentran comprador: el pánico ha provocado una fiebre de ventas. No solo se trataba de una semana critica, las cotizaciones continuaron bajando los años siguientes, en principio no se pensó que fuera una crisis autentica. Nuevamente, en 1930 la Banca Morgan vende las acciones acumuladas, lo que provoca un nuevo pánico. El hundimiento de la Bolsa es imparable.
  11. 12. Durante varios años las empresas se expansionado basándose en créditos fáciles bancarios. Al iniciarse el pánico, los bancos tienen que aumentar su liquidez, para lo cual venden sus títulos. La gente retira su dinero, los bancos precisan convertir sus acciones en liquido, y contribuyen con la venta de sus títulos a acelerar el proceso. Pero no son solo los bancos los culpables, sino también la dinámica de la Bolsa. La crisis bursátil repercute enseguida en toda la economía norteamericana. El paro alcanza cuotas increíbles; la miseria se instala en lo cotidiano de los americanos medios, que se ven foro sados a salidas desesperadas. Alea gobierno reacciono de forma equivoca. El presidente Hoover no era consciente de la verdadera magnitud de la crisis. Hasta 1932 no se tomaron medidas económicas. Los bancos fueron los mas directamente afectados por depresión, la quiebra de un bancos provocaba la parálisis de la actividad de sus clientes. Para afrontar la crisis los Bancos americanos repatriaron capitales que, años antes tras la guerra habían sido invertidos en Europa. De esta forma se hundieron las instituciones extranjeras. La crisis pasaba a Europa. La desorganización del comercio internacional contribuye a aumentar el caos (crisis llama a crisis). En algunos casos se recurre al dumping, a la conquista de mercados con precios de perdida.
  12. 13. Franklin Delano Roosevelt Instituyo el New Deal, que incluía una serie de medidas destinadas a la recuperación económica.

×