Your SlideShare is downloading. ×

Recurso tenenex 2

860
views

Published on

es un recurso de revisión del am

es un recurso de revisión del am

Published in: Education

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
860
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
12
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. 1 JUICIO AGRARIO 146/2010 POB: TENENEXPAN MPIO: MANLIO F. ALTAMIRANO EDO: VERACRUZ MAGISTRADO DEL TRIBUNAL UNITARIO AGRARIO DEL TRIGÉSIMO PRIMER DISTRITO. PRESENTE La que suscribe Licenciada LISSETTE LOPEZ ARCOS, abogadoagrario de la Procuraduría Agraria, con la personalidad que tengoreconocida en el juicio agrario 146/2010, como asesor legal de JOSE LUISALMANZA MEJIA, señalando como domicilio para oír y recibir toda clasede notificaciones, en términos de lo previsto por el artículo 27 de la Leyde Amparo, en esta Ciudad de Jalapa, Veracruz, el ubicado en PalacioFederal en la esquina que forman las calles de Zamora y Diego Leño de lazona centro, donde se localiza la Delegación de la Procuraduría Agraria enel Estado, ante Usted con el debido respeto comparezco para exponer losiguiente: Que por medio del presente ocurso y con fundamento en lodispuesto por el artículo 198 de la Ley Agraria en vigor, vengo ainterponer en tiempo y forma ante ese H: Tribunal Unitario Agrario,RECURSO DE REVISION, con ocho copias, en contra de la Resoluciónemitida por esa Autoridad dentro del Juicio Agrario Número 146/2010,emitida con fecha 29 de noviembre del año de 2010, misma que me fueranotificada el día 24 de enero del presente año. Por lo antes expuesto a Usted C: Magistrado del Tribunal UnitarioAgrario del Trigésimo Primer Distrito respetuosamente pido: PRIMERO: Tenerme por presentada en tiempo y forma,interponiendo RECURSO DE REVISION, a nombre de mi representado, encontra de las Autoridades señaladas como responsables. SEGUNDO: Conforme a lo dispuesto por el artículo 200 de la ley dela materia, dé admisión al presente en el término legal de tres días,notificándome de su admisión, así como a los terceros, para que en eltérmino legal que dispone el precepto aludido expresen lo que a suinterés convenga, y hecho lo anterior de inmediato remita el expedienteoriginal con el escrito de agravios al Tribunal Superior Agrario. ATENTAMENTE Jalapa, Enríquez, Ver., a 8 de Febrero del 2011. LIC. LISSETTE LOPEZ ARCOS 1
  • 2. 2 JUICIO AGRARIO 146/2010 POB: TENENEXPAN MPIO: MANLIO F. ALTAMIRANO EDO: VERACRUZ H. TRIBUNAL SUPERIO AGRARIO PRESENTE La que suscribe Licenciada LISSETTE LOPEZ ARCOS, abogadaagraria de la Procuraduría Agraria, con la personalidad que tengoreconocida en el juicio agrario 146/2010, como asesor legal de JOSE LUISALMANZA MEJIA, señalando como domicilio para oír y recibir toda clasede notificaciones, el número 2549 de la calle de Jiménez, entre las callesde Cortés y Canal de la colonia centro en Veracruz; Ver., en donde seencuentran las oficinas de la residencia de la Procuraduría Agraria, anteUsted con el debido respeto comparezco para exponer lo siguiente: Que por medio del presente escrito y con fundamento en lodispuesto por el artículo 198 de la Ley Agraria, vengo en tiempo y forma ainterponer RECURSO DE REVISION, en contra de la sentencia recaídadentro del juicio agrario número 146/2010, del índice del TribunalUnitario Agrario del Trigésimo Primer Distrito. NOMBRE Y DOMICILIO DEL RECURRENTE: Ya quedó precisado en líneas anteriores. NOMBRE Y DOMICILIO DE LOS TERCEROS PERJUDICADOS:Tiene éste carácter los CC. GUILLERMO LOPEZ TORRES, RODOLFOVIVEROS ZURITA y ALONZO CAPISTRAN RONZON, presidente, secretarioy tesorero del comisariado ejidal del ejido TENENEXPAN del municipiode MANLIO F. ALTAMIRANO, Veracruz, domicilio en el cual pueden serdebidamente emplazados y notificados; así como REYNA ALMANZABAIZABAL con domicilio conocido en el ejido TENENEXPAN del municipiode MANLIO F. ALTAMIRANO, Veracruz, domicilio en el que se le puedenotificar y corrérsele traslado. TRIBUNAL QUE DICTO LA SENTENCIA: Tribunal Unitario Agrariodel Trigésimo Primer Distrito, con domicilio en Avenida CulturasVeracruzanas numero 348, colonia Reserva Territorial de la ciudad deXalapa, Veracruz. SENTENCIA RECURRIDA: Lo es la Sentencia emitida por elTribunal Unitario Agrario del Trigésimo Primer Distrito, de fecha 29 deoctubre año 2010, en sus considerandos primero, segundo, cuarto, quintoy sexto; así como en los resolutivos del primero, segundo, tercero, cuarto,quinto, sexto y séptimo: En principio porque omitió resolverprestaciones reclamadas en reconvención, así mismo interpreta 2
  • 3. 3incorrectamente el articulo 17 de la Ley Agraria y por la indebidavaloración de pruebas sin que fueran analizadas debidamente, lo que conllevo a dictar una sentencia carente de fundamentación y motivación quecausa agravio a mi representado. BAJO PROTESTA DE DECIR VERDAD.- Manifiesto que los hechos yabstenciones que a continuación menciono me constan y constituyen lafuente de los agravios. ANTECEDENTES 1.- Por escrito recibido el 23 de marzo del año 2010, REYNAALMANZA BAIZABAL , demandó a JOSE LUIS ALMANZA MEJIA, el mejorderecho a poseer las parcelas marcadas con los números 314 y 359 quecorresponden a los derechos ejidales que fueron de su finado padre loscuales adquirió en vía sucesoria , la entrega material y legal de dichasparcelas y de la asamblea general de ejidatarios demando la nulidad delacuerdo que dejo en conflicto las referidas parcelas, la asignación de lasmismas en consecuencia la expedición de los certificadoscorrespondientes ; el 23 de marzo del año 2010 el Tribunal UnitarioAgrario del distrito 31 admitió a tramite la demanda donde ordenoemplazar a juicio a los demandados y en las diversas audiencias de fecha10 de agosto y 7 de septiembre de 2010 JOSE LUIS ALMANZA MEJIA diocontestación a su demanda, reconvino y amplio su reconvención, dandocontestación a la misma REYNA ALMANZA BAIZABAL, así como losintegrantes del comisariado ejidal, contestaron su demanda, procediendoa fijarse la litis y se admitieron las pruebas a los comparecientes; una vezdesahogadas las pruebas admitidas se concedió termino para alegatos losque se formularon por lo que se turna el expediente para sentencia mismaque fue dictada el dia 29 de noviembre del año 2010 y la que me fuenotifica el 24 de enero del presente año. 2.- La sentencia emitida por el Tribunal Unitario Agrario delDistrito XXXI, a que hago referencia en el antecedente anterior causaagravio a mi representado, al fijar la litis en los siguientes términos; “Lalitis en este asunto consiste en el juicio principal al mejor derecho aposeer las parcelas 314 y 359, ubicadas en el ejido TENENEXPAN,municipio de Malio Fabio Altamirano, Veracruz, así como la entrega legaly material de las mismas a la parte actora, igualmente reclama la nulidaddel acuerdo de la asamblea celebrada el 9 de diciembre de 2005, en elejido de que se trata, en que se acordó dejar en conflicto las parcelas 314y 359 , que se ordene , a la asamblea realizar la asignación de talesparcelas a favor de REYNA ALMANZA BAIZABAL, y que el RegistroAgrario Nacional le expida las correspondientes certificados parcelarios.EN EL JUICIO RECONVENCIONAL, consiste en determinar el reclamo deJOSE LUIS ALMANZA MEJIA, respecto de que se declare la nulidadabsoluta de Resoluciones del tres de junio de dos mil tres, dictada en elexpediente 628/2002, así como la cancelación en el Registro AgrarioNacional de la inscripción de esa Resolución, y de cualquier acto en elque REYNA ALMAZA BAIZABAL se ostente como sucesora y ejidataria delos derechos ejidales que correspondieron a ELISEO ALMANZA o ELISE 3
  • 4. 4ALMANZA MORALES, y que se declare que esta impedida para heredar losderechos agrarios y las parcelas ejidales de ELISEO ALMANNZA o ELISEOALMANZA MORALES, interviniendo también en la reconvención losintegrantes del comisariado ejidal del ejido que nos ocupa”. Procede avariar la litis omitiendo resolver prestaciones reclamadas toda vez que lanulidad que se reclama no solo tenía como fundamento la renuncia dederechos agrarios del finado, sino que dejo revocada cualquier lista desucesión realizada con anterioridad, por lo que no existían sucesores yaque en el acta en la que renuncia a sus derechos se pide la cancelación delos sucesores registrados con anterioridad, prestación reclamada con elinciso A de la demanda reconvencional, lo que omitió analizar el TribunalUnitario Agrario del distrito 31, y únicamente procede a analizar solo elaspecto de la renuncia y no la voluntad de dejar sin efecto cualquier listade sucesión realizada con anterioridad, como se observa del siguienterazonamiento que textualmente dice en su considerando cuarto: elTribunal Unitario Agrario del distrito 31 establece que “habrá queanalizar la excepción de falta de acción y derecho que opone eldemandado en contra de REYNA ALMANZA BAIZABAL, quien reclama elmejor derecho a poseer las parcelas en conflicto, basándose en unaresolución emitida el tres de junio de dos mil tres, en el juicio agrario628/2002, sobre una sucesión de unos derechos ejidales inexistentes, yaque en acta de asamblea el finado ELISEO ALAMANZA MORALES , yahabía renunciado a sus derechos, por lo que considera que el derechoque adquirió la actora fue mediante una resolución emitida con fraudeprocesal. Lo anterior es improcedente ya que si bien obra a la foja 116 deautos, el escrito de fecha 22 de agosto de 1995, donde se advierte queEliseo Almanza renuncia a la titularidad de ejidatario y cede sus derechosagrarios a favor de ANASTACIO ALMANZA BAIZABAL, sin que conste quese hubiera realizado el tramite ante el Registro Agrario nacional para lacancelación de su certificado de derechos agrarios y la expedición delcertificado correspondiente”. Este razonamiento denota la falta deconocimientos agrarios por parte de el Tribunal Unitario Agrario deldistrito 31 realizando una indebida valoración del documento que obra afoja 116 de autos en copia debidamente certificada documento en el cualel señor Eliseo Almanza, renuncia a la titularidad de derechos deejidatario ante fedatario público, acto que es válido y permitido por la leyde la materia, resultando intrascendente el hecho de que ceda susderechos a favor de ANASTACIO ALMANZA BAIZABAL, ya que todarenuncia de derechos agrarios debe entenderse a favor del núcleo depoblación ejidal, y atendiendo a ello tales derechos quedaban extintos,por lo que si existieran sucesores registrados por parte del ejidatario querenuncio a los mismos, resultaba improcedentes que tales derechos setrasmitieran a su sucesor, toda vez que los mismos ya no existían conmotivo de la renuncia efectuada, asimismo, en su tercer párrafo, dichodocumento va mas allá, toda vez que el ejidatario titular solicita en elmismo acto que los sucesores registrados con anterioridad en elcertificado de derechos agrarios queden cancelados en forma definitiva yque es su última voluntad, de tal manera que el ejidatario dejo claro yplasmado en el acta lo que en ese momento fue su deseo, acto que pasopor alto el Tribunal Unitario Agrario del distrito 31 y el cual es validorealizarlo ante notario publico ya que el art. 17 de la ley agraria estableceque la ultima voluntad del ejidatario se puede realizar ante notario 4
  • 5. 5publico o ante el Registro Agrario Nacional por lo que resulta valido lavoluntad del ejidatario de dejar sin efecto cualquier lista de sucesiónseñalada con anterioridad, lo que deja nulo el nombramiento de lista desucesión bajo el cual se llevo acabo la transmisión de derechos sucesoriosen el juicio agrario 628/2002 del índice de el Tribunal Unitario Agrariodel distrito 31, debiendo declarar nulo dicho juicio al ostentarse C. REYNAALMANZA BAIZABAL como sucesora de ELISEO ALMANZA o ELISEOALMANZA MORALES , siendo que la ultima voluntad del ejidatario fue lade dejar sin efectos cualquier lista realizada con anterioridad, aunado aello el Tribunal Unitario Agrario del distrito 31 procede a declararimprocedentes las prestaciones reclamadas en vía reconvencionalfundamentándose únicamente en que la señalada REYNA ALMANZABAIZABAL estaba nombrada como sucesora preferente ante el RegistroAgrario Nacional, sin que requiriera en términos del articulo 185 de laLey Agraria como prueba para mejor proveer el documento en el que elfinado ejidatario ELISEO ALMANZA o ELISEO ALMANZA MORALES lahaya nombrado para definir cual fue la ultima voluntad del ejidatario,acto que causa agravio a mi representado ya que el Tribunal UnitarioAgrario del distrito 31 dicta una sentencia a ciegas sin verificar cual fue laultima voluntad del ejidatario y basa su sentencia en un informe delRegistro Agrario Nacional en el que se informa que la sentencia dictada el3 de junio del año 2003 en el expediente 628/2002 se encuentradebidamente inscrita en la cual fue reconocida REYNA ALMANZABAIZABAL como sucesora del ejidatario fallecido ELISEO ALMANZAtransmitiéndole los derechos ejidales amparados con el certificadoagrario numero 99674, lo que resulta inaudito por que el TribunalUnitario Agrario del distrito 31 no entra al análisis de los vicios quellevaron a dictar esa sentencia en el expediente 628/2002 del índice de elTribunal Unitario Agrario del distrito 31 si no que únicamente se basa endicha sentencia como fundamento para acreditar que la ejidataria esREYNA ALMANZA BAIZABAL, acto que ofende a cualquier conocedor de lamateria agraria ya que resulta un análisis infantil que denota eldesconocimiento de la materia agraria por parte de el Tribunal UnitarioAgrario del distrito 31. 3.- De lo antes expuesto se puede concluir que el Tribunal UnitarioAgrario del distrito 31 realizo una indebida valoración de la pruebadocumental publica que obra a foja 116 de autos que es el documentorealizado en términos del articulo 17 de la ley agraria en el que elejidatario expreso su ultima voluntad ya que esta fue posterior a la listade sucesión que realizo el ejidatario y en el que deja a la C. REYNAALMANZA BAIZABAL como sucesora preferente, acto que no valoro elTribunal Unitario Agrario del distrito 31 en conciencia y únicamente basasu sentencia dando por hecho el juicio materia de la nulidad para analizarlos aspectos de la procedencia de la acción restitutoria que demanda laactora, por lo que debió en principio analizar las prestaciones reclamadasen reconvención, ya que la nulidad que se invoca sobre el juicio agrario628/2002 del índice de el Tribunal Unitario Agrario del distrito 31 es elque le reconoce derechos agrarios a la actora y con el que funda susprestaciones, lo que conduce a el Tribunal Unitario Agrario del distrito 31a dictar una sentencia incongruente, al omitir analizar una causa denulidad de dicho juicio y concederle la legalidad al mismo, reconociendo y 5
  • 6. 6concediendo las prestaciones reclamadas en lo principal y condenando ami representado a hacer entrega de dos parcelas que en principio ya noeran parte del acervo hereditario y que por otra parte, ya no existíaherederos designados por la voluntad expresa del ejidatario expresadaante notario publico, de esta manera considero que el Tribunal UnitarioAgrario del distrito 31 dicto una sentencia a priori sin analizar todas lascausales invocadas y todavía comete una arbitrariedad mas al condenar ala asamblea general de ejidatarios a asignar las parcelas 314 y 359 a favorde REYNA ALMANZA BAIZABAL por lo que resultaba procedente dejar enconflicto dichas parcelas. Por estos y demás agravios que de autos se desprende es que lasentencia que se dicta resulta totalmente infundada y carente de todamotivación, y bajo protesta de decir verdad a continuación setranscriben los agravios de que hemos sido objeto. AGRAVIOS PRIMERO.- Me causa agravio la resolución que se impugna en su considerando primero y segundo, así como en los puntos resolutivos; toda vez que el Tribunal Unitario Agrario del distrito 31 fija la litis de manera genérica en los siguientes términos “La litis en este asunto consiste en el juicio principal al mejor derecho a poseer las parcelas 314 y 359, ubicadas en el ejidoTENENEXPAN, municipio de Malio Fabio Altamirano, Veracruz, asi como la entrega legal y material de las mismas a la parte actora, igualmente reclama la nulidad del acuerdo de la asamblea celebrada el 9 de diciembre de 2005, en el ejido de que se trata, en que se acordó dejar en conflicto las parcelas 314 y 359 , que se ordene , a la asamblea realizar la asignación de tales parcelas a favor de REYNA ALMANZA BAIZABAL, y que el Registro Agrario Nacional le expida las correspondientes certificados parcelarios. EN EL JUICIO RECONVENCIONAL, consiste en determinar el reclamo de JOSE LUIS ALMANZA MEJIA, respecto de que se declare la nulidad absoluta de Resoluciones del tres de junio de dos mil tres, dictada en el expediente 628/2002, así como la cancelación en el Registro Agrario Nacional de la inscripción de esa Resolución, y de cualquier acto en el que REYNA ALMAZA BAIZABAL se ostente como sucesora y ejidataria de los derechos ejidales que correspondieron a ELISEO ALMANZA o ELISE ALMANZA MORALES, y que se declare que esta impedida para heredar los derechos agrarios y las parcelas ejidales de ELISEO ALMANNZA o ELISEO ALMANZA MORALES, interviniendo también en la reconvención los integrantes del comisariado ejidal del ejido que nos ocupa”. Procede a variar la litis omitiendo resolver prestaciones reclamadas toda vez que la nulidad que se reclama no solo tenía como fundamento la renuncia de derechos agrarios del finado, sino que dejo revocada cualquier lista de sucesión realizada con anterioridad, por lo que no existían sucesores ya que en el acta en 6
  • 7. 7 la que renuncia a sus derechos se pide la cancelación de los sucesores registrados con anterioridad, prestación reclamada con el inciso A de la demanda reconvencional, lo que omitió analizar el Tribunal Unitario Agrario del distrito 31, sirve de fundamento las siguientes tesis de jurisprudencia: Novena Epoca Instancia: SEXTO TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA DE TRABAJO DEL PRIMER CIRCUITO. Fuente: Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta Tomo: IX, Abril de 1999 Tesis: I.6o.T.13 K Página: 565 LITIS, SU DELIMITACIÓN PUEDE CAUSAR AGRAVIO CUANDO DALUGAR A UN LAUDO O RESOLUCIÓN INCONGRUENTE. Si bien es ciertoque la H. Cuarta Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación en latesis del rubro: "LITIS. SU SOLA DELIMITACIÓN NO CAUSA AGRAVIO.",que aparece publicada en el Informe de 1986, Cuarta Sala, página 33,sostiene que "La sola delimitación de la litis que las Juntas hacen en suslaudos, por ser un punto de carácter exclusivamente enunciativo, noagravia a las partes, ya que lo que les puede causar agravios son losrazonamientos que rigen dichos laudos.", este tribunal considera quecuando una Junta o tribunal, no sólo omitan fijar la controversiaplanteada, sino que lo hagan incorrectamente al tomar en consideración uomitir hechos constitutivos de las acciones, excepciones y defensas de laspartes, y cuando los razonamientos que se expresan en el laudo oresolución respecto de las pruebas ofrecidas por las partes giran en tornode hechos que no son constitutivos de tales acciones, excepciones ydefensas, la omisión en el estudio de la controversia planteada o laincorrecta fijación que de la misma haga la autoridad responsable, causaagravio al recurrente al ser incongruente la resolución o laudoreclamados, con los hechos en que las partes basaron sus acciones yexcepciones. SEXTO TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA DE TRABAJO DELPRIMER CIRCUITO. Amparo directo 136/99. Enrique González Núñez. 19 de febrero de1999. Unanimidad de votos. Ponente: María del Rosario Mota Cienfuegos.Secretaria: Alma Leal Treviño. Nota: Este criterio ha integrado la jurisprudencia I.6o.T. J/38,publicada en el Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta, NovenaÉpoca, Tomo XIII, junio de 2001, página 611, de rubro "LITIS SUDELIMITACIÓN PUEDE CAUSAR AGRAVIO CUANDO DA LUGAR A UNLAUDO O RESOLUCIÓN INCONGRUENTE.". Véase: Apéndice al Semanario Judicial de la Federación 1917-1995,Tomo V, Materia del Trabajo, página 548, tesis 800, de rubro: "LITIS.INCORRECTA FIJACIÓN DE LA. CAUSA AGRAVIOS CUANDO DA LUGAR AUN LAUDO INCONGRUENTE.". 7
  • 8. 8Octava EpocaInstancia: PRIMER TRIBUNAL COLEGIADO DEL SEXTO CIRCUITO.Fuente: Apéndice 2000Tomo: Tomo IV, Civil, P.R. TCCTesis: 1137Página: 821LITIS EN EL JUICIO NATURAL. PARA LA FIJACIÓN DE ÉSTA, DEBEATENDERSE A LAS ACCIONES COMPRENDIDAS EN EL AUTO ADMISORIODE LA DEMANDA, SIN QUE SEA CORRECTO ABARCAR OTRAS, POR MÁSQUE EL DEMANDADO SE HAYA REFERIDO A ELLAS EN SUCONTESTACIÓN.- Si bien la litis se forma con la demanda y lacontestación, suele presentarse una diversidad de acciones establecidaspor la ley, algunas de las cuales, según el caso, pueden o deben ejercitarsesimultáneamente; en cambio otras, por sus características especialestienen que intentarse a través de juicios distintos, lo cual implica que en elauto admisorio el Juez se pronuncie respecto de la procedencia tanto de laacción como de la vía propuesta y una vez determinado el punto yanalizadas las cuestiones de personalidad, competencia y requisitosformales, la demanda se admite bien en forma total, bien parcialmente ose desecha pero en cualquiera de los dos primeros casos la materia deljuicio deberá ser siempre aquello por lo que se admitió, quedando a cargodel propio actor emplear los medios de defensa procedentes si el acuerdode mérito le resulta adverso, ya sea porque expresamente la pretensión senegó o porque debido a una omisión no quedó incluido todo lo quepretendía; en consecuencia, si en su demanda el actor plantea diversidadde acciones pero en el auto inicial el Juez admite sólo una de ellashabiendo omitido resolver respecto de las demás y esa actuación quedófirme, debe entenderse que el juicio se seguirá sólo por lo que hace a loadmitido expresamente pues el demandado, al contestar, tiene obligaciónde suscitar controversia únicamente respecto a lo que quedó sujeto eljuicio, resultando intrascendente la circunstancia de que en aquelmomento se aborden íntegramente los planteamientos de la demandatoda vez que de permitirlo, la materia del procedimiento quedaría avoluntad de las partes cuando debe ser fijada por el Juez de acuerdo conla ley.PRIMER TRIBUNAL COLEGIADO DEL SEXTO CIRCUITO.Amparo directo 396/87.-Francisco Ismael Milacatl.-7 de junio de 1988.-Unanimidad de votos.-Ponente: Carlos Gerardo Ramos Córdova.-Secretario: Hugo Valderrábano Sánchez.Semanario Judicial de la Federación, Octava Época, Tomo XV-II, febrero de1995, página 400, Tribunales Colegiados de Circuito, tesis VI.1o.60 C.No. Registro: 195,778JurisprudenciaMateria(s): ComúnNovena ÉpocaInstancia: Segunda Sala 8
  • 9. 9Fuente: Semanario Judicial de la Federación y su GacetaTomo: VIII, Agosto de 1998Tesis: 2a./J. 18/98Página: 396SENTENCIA INCONGRUENTE, POR HABER AMPARADO EN CONTRA DETODOS LOS ACTOS RECLAMADOS CUANDO SÓLO SE ESTUDIARONALGUNOS DE ELLOS, EL REVISOR DEBE CORREGIRLA Y ESTUDIARLOS,AUNQUE NO HAYA AGRAVIO.Es incongruente la sentencia que dicta un Juez de Distrito en la cual omiteanalizar todos y cada uno de los actos reclamados, pero en el puntoresolutivo concede el amparo respecto de la totalidad de los mismos. Enesas condiciones, la autoridad revisora, aunque el recurrente no hayaseñalado lo anterior como agravio, debe analizar los conceptos deviolación que omitió estudiar el Juez Federal y, con mayor razón, cuandola Suprema Corte de Justicia de la Nación ha establecido jurisprudenciasobre los artículos impugnados.Amparo en revisión 3133/96. Ángel Rafael Gali Malpica. 18 de abril de1997. Cinco votos. Ponente: Mariano Azuela Güitrón. Secretario: JoséÁngel Máttar Oliva.Amparo en revisión 575/97. Luis Rodríguez Aguilar. 30 de mayo de 1997.Cinco votos. Ponente: Guillermo I. Ortiz Mayagoitia. Secretario: EnriqueZayas Roldán.Amparo en revisión 602/97. Amador Salceda Rodríguez. 20 de junio de1997. Unanimidad de cuatro votos. Ausente: Guillermo I. Ortiz Mayagoitia.Ponente: Sergio Salvador Aguirre Anguiano. Secretario: Felipe AlfredoFuentes Barrera.Amparo en revisión 944/97. Banco del Atlántico, S.A., Institución deBanca Múltiple, integrante de Grupo Financiero GBM Atlántico, S.A. deC.V., antes Banco del Atlántico, S.A. 22 de agosto de 1997. Cinco votos.Ponente: Guillermo I. Ortiz Mayagoitia. Secretario: Enrique Zayas Roldán.Amparo en revisión 606/97. Hilaturas Asociadas, S.A. de C.V. 27 de agostode 1997. Unanimidad de cuatro votos. Ausente: Genaro David GóngoraPimentel. Ponente: Mariano Azuela Güitrón. Secretario: Ernesto MartínezAndreu.Tesis de jurisprudencia 18/98. Aprobada por la Segunda Sala de este AltoTribunal, en sesión privada del veinte de marzo de mil novecientosnoventa y ocho.Octava ÉpocaInstancia: QUINTO TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA DE TRABAJODEL PRIMER CIRCUITO.Fuente: Semanario Judicial de la FederaciónTomo: II, Segunda Parte-1, Julio a Diciembre de 1988Página: 274 9
  • 10. 10 FUNDAMENTACION Y MOTIVACION, SU SIGNIFICADO. Conformelo dispone el artículo 16 constitucional, todo acto de autoridad debe serfundado y motivado, entendiéndose por lo primero, la expresión, conprecisión, del precepto o preceptos legales aplicables, y por lo segundo, elseñalamiento, también con precisión, de las circunstancias especiales,razones particulares, o causas inmediatas que se hayan tenido enconsideración para la emisión del acto, necesitándose además laexistencia de adecuación entre los motivos argumentados y las normasaplicables, esto es, que en el caso concreto se configuren las hipótesisnormativas.QUINTO TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA DE TRABAJO DEL PRIMERCIRCUITO.Amparo directo 6475/88. Instituto Mexicano del Seguro Social. 20 deoctubre de 1988. Unanimidad de votos. Ponente: Gemma de la LlataValenzuela. Secretario: Erubiel Arenas González.Octava EpocaInstancia: TERCER TRIBUNAL COLEGIADO DEL SEGUNDO CIRCUITO.Fuente: Semanario Judicial de la FederaciónTomo: III, Segunda Parte-1, Enero a Junio de 1989Página: 358 FUNDAMENTACION Y MOTIVACION. VIOLACION FORMAL YMATERIAL. La violación a la garantía de fundamentación y motivaciónque establece el artículo 16 Constitucional; entraña dos aspectos: unoformal y otro material. El primero se da cuando hay omisión total demotivación y fundamentación, o sea, cuando no se señalan las normasaplicables ni los hechos que hacen que el caso se adecue a la hipótesisnormativa, y el segundo, cuando existe una incorrecta fundamentación ymotivación o, en otras palabras, cuando los hechos aducidos noencuadran en la hipótesis operativa, o bien, cuando el precepto legalinvocado no es aplicable en el caso.TERCER TRIBUNAL COLEGIADO DEL SEGUNDO CIRCUITO.Amparo directo 219/89. Arrendadora Cofradía, S. A. de C. V. 19 de abril de1989. Unanimidad de votos. Ponente: José Angel Mandujano Gordillo.Secretaria: Julieta María Elena Anguas Carrasco.Novena EpocaInstancia: SEGUNDO TRIBUNAL COLEGIADO DEL SEXTO CIRCUITO.Fuente: Semanario Judicial de la Federación y su GacetaTomo: VIII, Julio de 1998Tesis: VI.2o. J/139Página: 315 SENTENCIA INCONGRUENTE. Si el Tribunal Unitario Agrario, alpronunciar la sentencia respectiva, omite resolver sobre todos los puntosde la controversia, con ello falta al principio de congruencia, que exige elartículo 189 de la Ley Agraria, lo que se traduce en violación de lasgarantías individuales contenidas en los artículos 14 y 16constitucionales. 10
  • 11. 11SEGUNDO TRIBUNAL COLEGIADO DEL SEXTO CIRCUITO.Amparo directo 9/96. Rogelia Nolasco de Jesús. 31 de enero de 1996.Unanimidad de votos. Ponente: María Eugenia Estela Martínez Cardiel.Secretario: Enrique Baigts Muñoz.Amparo directo 263/96. Delfino Sosa López. 11 de septiembre de 1996.Unanimidad de votos. Ponente: Antonio Meza Alarcón. Secretario:Enrique Baigts Muñoz.Amparo directo 762/97. Basilio Martínez Sánchez. 13 de noviembre de1997. Unanimidad de votos. Ponente: Antonio Meza Alarcón. Secretario:Enrique Baigts Muñoz.Amparo directo 763/97. María Ascenciona Lugo Sánchez. 8 de enero de1998. Unanimidad de votos. Ponente: Carlos Loranca Muñoz. Secretario:Alfonso Gazca Cossío.Amparo directo 8/98. Francisco Hernández Flores. 4 de junio de 1998.Unanimidad de votos. Ponente: Antonio Meza Alarcón. Secretario:Enrique Baigts Muñoz. SEGUNDO.- El segundo agravio lo constituye el hecho de que elTribunal Unitario Agrario del distrito 31, realiza en su sentencia unaindebida valoración del escrito de renuncia como se observa delsiguiente razonamiento que textualmente dice en su considerandocuarto, que: “habrá que analizar la excepción de falta de acción y derechoque opone el demandado en contra de REYNA ALMANZA BAIZABAL,quien reclama el mejor derecho a poseer las parcelas en conflicto,basándose en una resolución emitida el tres de junio de dos mil tres,en el juicio agrario 628/2002, sobre una sucesión de unos derechosejidales inexistentes, ya que en acta de asamblea el finado ELISEOALAMANZA MORALES , ya había renunciado a sus derechos, por loque considera que el derecho que adquirió la actora fue medianteuna resolución emitida con fraude procesal. Lo anterior es improcedente ya que si bien obra a la foja 116de autos, el escrito de fecha 22 de agosto de 1995, donde se advierteque Eliseo Almanza renuncia a la titularidad de ejidatario y cede susderechos agrarios a favor de ANASTACIO ALMANZA BAIZABAL, sinque conste que se hubiera realizado el tramite ante el RegistroAgrario nacional para la cancelación de su certificado de derechosagrarios y la expedición del certificado correspondiente”. Este razonamiento denota la falta de conocimientos agrariospor parte de el Tribunal Unitario Agrario del distrito 31 realizandouna indebida valoración del documento que obra a foja 116 de autosen copia debidamente certificada, documento en el cual el señor EliseoAlmanza, renuncia a la titularidad de derechos de ejidatario antefedatario público, acto que es válido y permitido por la ley de lamateria, resultando intrascendente el hecho de que ceda sus derechosa favor de ANASTACIO ALMANZA BAIZABAL, ya que toda renuncia dederechos agrarios debe entenderse a favor del núcleo de poblaciónejidal, y atendiendo a ello tales derechos quedaban extintos, por loque si existieran sucesores registrados por parte del ejidatario querenuncio a los mismos, resultaba improcedentes que tales derechos setrasmitieran a su sucesor, toda vez que los mismos ya no existían con 11
  • 12. 12motivo de la renuncia efectuada, lo que constituye un agraviomanifiesto, en razón de que esta se encuentra obligada a efectuar elestudio y valoración de todas y cada una de las pruebas ofrecidas yadmitidas en el juicio de su conocimiento, realizando una valoraciónen conciencia, razonando si es procedente otorgarles valor probatorioo no, en base al caudal probatorio articulado entre sí, lo queconstituye un vicio que se reflejo en la violación de lo preceptuado porel articulo 14 y 16 Constitucionales, sirven de fundamente las siguientestesis de jurisprudencia: Sirve de fundamento la siguiente tesis jurisprudenciales :Novena ÉpocaRegistro: 173665Instancia: Segunda SalaJurisprudenciaFuente: Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta XXIV, Diciembre de 2006Materia(s): AdministrativaTesis: 2a./J. 182/2006Página: 223SUCESIÓN LEGÍTIMA EN MATERIA AGRARIA. LA RENUNCIA A LOSDERECHOS HEREDITARIOS EFECTUADA ANTE FEDATARIO PÚBLICOPUEDE SER CONSIDERADA COMO PRUEBA POR EL TRIBUNAL QUECONOZCA DEL JUICIO RELATIVO.Tratándose de la sucesión legítima de los derechos agrarios, el artículo 18de la Ley Agraria reconoce el derecho a heredar, además de la esposa oconcubina del ejidatario, a uno de sus hijos, a uno de sus ascendientes o acualquier persona que dependa económicamente de él, en ese orden depreferencia. Igualmente prevé que en los supuestos aludidos, si resultandos o más personas con derecho a heredar, éstas decidirán dentro de lostres meses a partir de la muerte del ejidatario, quién, de entre ellos,conservará los derechos ejidales. De ahí que la renuncia a esos derechosefectuada ante notario o fedatario público por los herederos, puedatomarse en cuenta por el tribunal que conozca del juicio sucesoriocorrespondiente, considerando que el artículo 186 de la Ley Agrariaseñala que en ese procedimiento serán admisibles toda clase de pruebas,mientras no sean contrarias a la ley; y si ésta permite la renuncia dederechos sucesorios agrarios, la efectuada ante fedatario público debeadmitirse, sin perjuicio de que el tribunal, de considerarlo necesario,ejerza las facultades que le otorga el propio artículo 186, así como losdiversos 187, 188 y 189, para ampliar o perfeccionar dicha probanza, si loestima pertinente, a efecto de dictar la resolución del asunto a verdadsabida y apreciando en conciencia los hechos y documentos que se lepresenten.Contradicción de tesis 164/2006-SS. Entre las sustentadas por losTribunales Colegidos Primero y Segundo, ambos en Materias Penal yAdministrativa del Décimo Séptimo Circuito. 10 de noviembre de 2006.Unanimidad de cuatro votos. Ausente: Guillermo I. Ortiz Mayagoitia.Ponente: Genaro David Góngora Pimentel. Secretaria: Blanca LoboDomínguez. 12
  • 13. 13Tesis de jurisprudencia 182/2006. Aprobada por la Segunda Sala de esteAlto Tribunal, en sesión privada del veinticuatro de noviembre de dos milseis.Séptima ÉpocaRegistro: 246505Instancia: Tribunales Colegiados de CircuitoTesis AisladaFuente: Semanario Judicial de la Federación 217-228 Sexta ParteMateria(s): AdministrativaTesis:Página: 42Genealogía:Informe 1987, Tercera Parte, Tribunales Colegiados de Circuito, tesis 2,página 521.AGRARIO. DERECHOS HEREDITARIOS. SU RENUNCIA ANTE LAASAMBLEA GENERAL DE EJIDATARIOS ES VALIDA.La renuncia de los derechos agrarios individuales no está prohibida por laLey Federal de Reforma Agraria, tan es así que su artículo 82, párrafofinal, la autoriza expresamente al preceptuar: si dentro de los treinta díassiguientes a la resolución de la comisión, el heredero renunciaformalmente a sus derechos, se procederá a hacer una nuevaadjudicación, respetando siempre el orden de preferencia establecida eneste artículo". Luego, la renuncia ante la asamblea general de ejidatarioses válida, y si el campesino renunciante objeta de falsa el acta respectiva,debe incoar el procedimiento de nulidad de actos y documentos, queregulan los artículos 406 al 413 del ordenamiento invocado, a fin de queesa acta sea nulificada.TRIBUNAL COLEGIADO DEL QUINTO CIRCUITO.Amparo en revisión 128/87. Manuel Arvayo. 3 de noviembre de 1987.Unanimidad de votos. Ponente: Leandro Fernández Castillo. Secretaria:Sandra Luz Verdugo de Bayliss.Nota: En el Informe de 1987, la tesis aparece bajo el rubro "DERECHOSAGRARIOS HEREDITARIOS. SU RENUNCIA ANTE LA ASAMBLEAGENERAL DE EJIDATARIOS ES VALIDA.".Octava ÉpocaRegistro: 220636Instancia: Tribunales Colegiados de CircuitoTesis AisladaFuente: Semanario Judicial de la Federación IX, Febrero de 1992Materia(s): AdministrativaTesis:Página: 253 13
  • 14. 14REGISTRO AGRARIO NACIONAL, ES INEXACTO QUE SEAN NULOS LOSTITULOS Y DOCUMENTOS QUE NO SE INSCRIBAN EN EL.Si bien es cierto que en términos del artículo 448, fracción I, de la LeyFederal de Reforma Agraria, se deben inscribir en el Registro AgrarioNacional los títulos y demás documentos que amparan la propiedad,también lo es que en ninguno de los preceptos de la Ley antes citada, seestablece que la falta de ese registro produzca la nulidad de esosdocumentos, en razón de que el fin esencial del Registro es dar publicidada los actos jurídicos pero no constituirlos.TRIBUNAL COLEGIADO DEL VIGESIMO CIRCUITO.Amparo en revisión 179/91. Efraín Angel Gutiérrez. 15 de agosto de1991. Unanimidad de votos. Ponente: Mariano Hernández Torres.Secretario: Jorge Farrera Villalobos. Novena Época Instancia: TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIAS ADMINISTRATIVA Y DE TRABAJO DEL SÉPTIMO CIRCUITO. Fuente: Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta Tomo: V, Enero de 1997 Tesis: VII.A.T. J/13 Página: 336 PRUEBAS, ESTUDIO DE LAS, POR EL TRIBUNAL AGRARIO. Si bienes verdad que el artículo 189 de la Ley Agraria establece que lassentencias de los Tribunales Agrarios se dictarán a verdad sabida sinnecesidad de sujetarse a reglas sobre estimación de las pruebas, sinoapreciando los hechos y los documentos en conciencia, fundando ymotivando sus resoluciones, no menos cierto es que ello no los faculta aomitir el análisis de las pruebas que aporten las partes. TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIAS ADMINISTRATIVA Y DETRABAJO DEL SEPTIMO CIRCUITO. Amparo directo 116/94. Francisco Arias Rodríguez y coagraviados.23 de marzo de 1994. Unanimidad de votos. Ponente: Eliel E. Fitta García.Secretario: Juan Sosa Jiménez. Amparo directo 98/95. Crispín Antonio Guerra. 10 de mayo de1995. Unanimidad de votos. Ponente: Eliel E. Fitta García. Secretario: JuanSosa Jiménez. Amparo directo 188/95. Félix Cabrera Ramírez. 21 de junio de1995. Unanimidad de votos. Ponente: Eliel E. Fitta García. Secretario:Jorge Arturo Galindo Murrieta. Amparo directo 41/96. Comisariado Ejidal del poblado "ElCallejón", Municipio de Tlalixcoyan, Veracruz y otro. 8 de agosto de 1996.Unanimidad de votos. Ponente: Eliel E. Fitta García. Secretaria: NilviaJosefina Flota Ocampo. 14
  • 15. 15 Amparo directo 363/96. Esteban Méndez López. 14 de noviembrede 1996. Unanimidad de votos. Ponente: Tomás Enrique Ochoa Moguel.Secretaria: Yolanda Guzmán Andrade. TERCERO.- Causa Agravio la resolución que se impugna, enatención a que el Tribunal Unitario Agrario del distrito 31 pasa poralto el articulo 17 de la Ley Agraria que prevé que el ejidatario tienela facultad de designar a quien deba sustituirlo en sus derechosagrarios, designación que puede hacerla de dos formas: la primera,mediante el depósito ante el Registro Agrario Nacional de la lista queformule, en la que consten los nombres de las personas, así como elorden de preferencia conforme al cual deba hacerse la adjudicaciónde derechos a su fallecimiento; y, la segunda, que la lista sealegalizada ante fedatario público y, con las mismas formalidades, larelación podrá ser modificada por el propio ejidatario, si es suvoluntad, en cuyo caso será válida la de fecha posterior. De lainterpretación sistemática del aludido precepto legal, se colige que esfacultad exclusiva del ejidatario elegir voluntariamente a la persona queha de heredarlo en sus derechos agrarios a su muerte, sin ajustarse a unorden preferencial, bastando la sola circunstancia de que la lista desucesión la deposite ante el Registro Agrario Nacional o, en su caso, laformalice ante fedatario público, confiriéndosele, además, el derecho depoder modificarla cuantas veces sea su voluntad, en cuyo caso, siempreserá válida la última que elabore, quedando sin efecto las realizadas conanterioridad, y en el documento que obra a foja 116 de autos en sutercer párrafo, el ejidatario dejo claro y plasmado en el acta lo que enese momento fue su deseo, acto que paso por alto el Tribunal UnitarioAgrario del distrito 31 y el cual fue realizado ante notario publico entérminos del art. 17 de la ley agraria, por lo que resulta valido lavoluntad del ejidatario de dejar sin efecto cualquier lista de sucesiónseñalada con anterioridad, lo que deja nulo el nombramiento de listade sucesión bajo el cual se llevo acabo la transmisión de derechossucesorios en el juicio agrario 628/2002 del índice de el TribunalUnitario Agrario del distrito 31, debiendo declarar nulo dicho juicio alostentarse C. REYNA ALMANZA BAIZABAL como sucesora de ELISEOALMANZA o ELISEO ALMANZA MORALES , siendo que la ultimavoluntad del ejidatario fue la de dejar sin efectos cualquier listarealizada con anterioridad, aunado a ello el Tribunal UnitarioAgrario del distrito 31 procede a declarar improcedentes lasprestaciones reclamadas en vía reconvencional fundamentándoseúnicamente en que REYNA ALMANZA BAIZABAL estaba nombradacomo sucesora preferente ante el Registro Agrario Nacional, sin querequiriera el documento en el que el finado ejidatario ELISEOALMANZA o ELISEO ALMANZA MORALES la haya nombrado paradefinir cual fue la ultima voluntad del ejidatario acto que vulnera lasgarantías individuales de mi representado ya que el TribunalUnitario Agrario del distrito 31 dicta una sentencia a ciegas sinverificar cual fue la ultima voluntad del ejidatario y basa su sentenciaen un informe del Registro Agrario Nacional en el que se informa quela sentencia dictada el 3 de junio del año 2003 en el expediente628/2002 se encuentra debidamente inscrita en la cual fuereconocida REYNA ALMANZA BAIZABAL como sucesora del ejidatario 15
  • 16. 16fallecido ELISEO ALMANZA transmitiéndole los derechos ejidalesamparados con el certificado agrario numero 99674, lo que resultainaudito por que el Tribunal Unitario Agrario del distrito 31 no entraal análisis de los vicios que llevaron a dictar la ilegal sentencia en elexpediente 628/2002 del índice de el Tribunal Unitario Agrario deldistrito 31, si no que únicamente se basa en dicha sentencia comofundamento para acreditar que la ejidataria es REYNA ALMANZABAIZABAL, lo que resulta un agravio manifiesto, sirven de fundamentolas siguientes tesis de jurisprudencia:Novena ÉpocaRegistro: 187683Instancia: Tribunales Colegiados de CircuitoTesis AisladaFuente: Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta XV, Febrero de 2002Materia(s): AdministrativaTesis: VII.3o.C.2 APágina: 931SUCESIÓN EN MATERIA AGRARIA.El artículo 17 de la Ley Agraria prevé que el ejidatario tiene la facultad dedesignar a quien deba sustituirlo en sus derechos agrarios, así como lasreglas para que de manera ágil, sencilla y práctica designe sucesores,concediéndole el derecho de nombrar al cónyuge, concubina oconcubinario, en su caso, o a cualquier otra persona que él considere,designación que puede hacerla de dos formas: la primera, mediante eldepósito ante el Registro Agrario Nacional de la lista que formule, en laque consten los nombres de las personas, así como el orden depreferencia conforme al cual deba hacerse la adjudicación de derechos asu fallecimiento; y, la segunda, que la lista sea legalizada ante fedatariopúblico y, con las mismas formalidades, la relación podrá ser modificadapor el propio ejidatario, si es su voluntad, en cuyo caso será válida la defecha posterior. De la interpretación sistemática del aludido preceptolegal, se colige que es facultad exclusiva del ejidatario elegirvoluntariamente a la persona que ha de heredarlo en sus derechosagrarios a su muerte, sin ajustarse a un orden preferencial, bastando lasola circunstancia de que la lista de sucesión la deposite ante el RegistroAgrario Nacional o, en su caso, la formalice ante fedatario público,confiriéndosele, además, el derecho de poder modificarla cuantas vecessea su voluntad, en cuyo caso, siempre será válida la última que elabore,quedando sin efecto las realizadas con anterioridad.TERCER TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA CIVIL DEL SÉPTIMOCIRCUITO.Amparo directo 305/2001. Marcelino Marín Hernández. 13 de julio de2001. Unanimidad de votos. Ponente: Arnulfo Joachin Gómez, secretariode tribunal autorizado por el Pleno del Consejo de la Judicatura Federalpara desempeñar las funciones de Magistrado. Secretario: Israel PalestinaMendoza.Novena Época 16
  • 17. 17Registro: 192371Instancia: Segunda SalaJurisprudenciaFuente: Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta XI, Febrero de 2000Materia(s): AdministrativaTesis: 2a./J. 11/2000Página: 231SUCESIÓN DE DERECHOS AGRARIOS. LA ÚLTIMA VOLUNTAD DELEJIDATARIO FORMULADA EN TESTAMENTO NOTARIAL ESSUSCEPTIBLE DE REVOCAR O MODIFICAR LA LISTA DE SUCESIÓNINSCRITA EN EL REGISTRO AGRARIO NACIONAL HECHA CONANTERIORIDAD.El artículo 17 de la Ley Agraria, que tiene por objeto proteger al ejidatarioen sus derechos agrarios, establece, sin mayores formalismos, que tienederecho de designar a quien o quienes deban sucederle en el goce de susderechos sobre la parcela ejidal mediante un trámite ágil, práctico ysencillo, con la simple formulación de una lista de sucesión, que debedepositar en el Registro Agrario Nacional o formalizada ante fedatariopúblico, pero nada impide que también exprese su última voluntad, através de testamento en los términos de las leyes civiles, modificando orevocando aquella lista, pues si la misma Ley Agraria le concede derechode revocar o modificar una lista anterior con las mismas formalidades conque se hubiera realizado, con mayor razón podrá hacerlo en untestamento notarial.Contradicción de tesis 108/98. Entre las sustentadas por el SegundoTribunal Colegiado del Noveno Circuito y el Primer Tribunal Colegiadodel Décimo Quinto Circuito. 14 de enero del año 2000. Cinco votos.Ponente: Juan Díaz Romero. Secretario: Aristeo Martínez Cruz.Tesis de jurisprudencia 11/2000. Aprobada por la Segunda Sala de esteAlto Tribunal, en sesión pública del catorce de enero del año dos mil.Novena ÉpocaRegistro: 911148Instancia: Segunda SalaJurisprudenciaFuente: Apéndice 2000 Tomo III, Administrativa, Jurisprudencia SCJNMateria(s): Agraria (ADM)Tesis: 215Página: 227Genealogía:Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta, Tomo XI, febrero de2000, página 231, Segunda Sala, tesis 2a./J. 11/2000;SUCESIÓN DE DERECHOS AGRARIOS. LA ÚLTIMA VOLUNTAD DELEJIDATARIO FORMULADA EN TESTAMENTO NOTARIAL ESSUSCEPTIBLE DE REVOCAR O MODIFICAR LA LISTA DE SUCESIÓN 17
  • 18. 18INSCRITA EN EL REGISTRO AGRARIO NACIONAL HECHA CONANTERIORIDAD.-El artículo 17 de la Ley Agraria, que tiene por objeto proteger al ejidatarioen sus derechos agrarios, establece, sin mayores formalismos, que tienederecho de designar a quien o quienes deban sucederle en el goce de susderechos sobre la parcela ejidal mediante un trámite ágil, práctico ysencillo, con la simple formulación de una lista de sucesión, que debedepositar en el Registro Agrario Nacional o formalizada ante fedatariopúblico, pero nada impide que también exprese su última voluntad, através de testamento en los términos de las leyes civiles, modificando orevocando aquella lista, pues si la misma Ley Agraria le concede derechode revocar o modificar una lista anterior con las mismas formalidades conque se hubiera realizado, con mayor razón podrá hacerlo en untestamento notarial.Novena Época:Contradicción de tesis 108/98.-Entre las sustentadas por el SegundoTribunal Colegiado del Noveno Circuito y el Primer Tribunal Colegiadodel Décimo Quinto Circuito.-14 de enero del año 2000.-Cinco votos.-Ponente: Juan Díaz Romero.-Secretario: Aristeo Martínez Cruz.Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta, Tomo XI, febrero de2000, página 231, Segunda Sala, tesis 2a./J. 11/2000; véase la ejecutoriaen la página 232 de dicho tomo. CUARTO.- Me causa agravio la resolución que se impugna enrazón de que el Tribunal Unitario Agrario del distrito 31 realizo unaindebida valoración de la prueba documental publica que obra a foja116 de autos que es el documento realizado en términos del articulo17 de la ley agraria en el que el ejidatario expreso su ultima voluntadya que esta fue posterior a la lista de sucesión que realizo el ejidatarioy en el que deja a la C. REYNA ALMANZA BAIZABAL como sucesorapreferente, acto que no valoro el Tribunal Unitario Agrario deldistrito 31 en conciencia y únicamente basa su sentencia dando porhecho el juicio materia de la nulidad para analizar los aspectos de laprocedencia de la acción restitutoria que demanda la actora, por loque debió en principio analizar las prestaciones reclamadas enreconvención, ya que la nulidad que se invoca sobre el juicio agrario628/2002 del índice de el Tribunal Unitario Agrario del distrito 31 esel que le reconoce derechos agrarios a la actora y con el que funda susprestaciones, lo que conduce a el Tribunal Unitario Agrario deldistrito 31 a dictar una sentencia incongruente, al omitir analizaruna causa de nulidad de dicho juicio y concederle la legalidad almismo, reconociendo y concediendo las prestaciones reclamadas en loprincipal y condenando a mi representado a hacer entrega de dosparcelas que en principio ya no eran parte del acervo hereditario yque por otra parte, ya no existía herederos designados por lavoluntad expresa del ejidatario expresada ante notario publico, deesta manera considero que el Tribunal Unitario Agrario del distrito31 dicto una sentencia a priori sin analizar todas las causales ypruebas invocadas, es por lo que considero que la sentencia que por 18
  • 19. 19este medio se recurre causa agravio a mi representada al omitir valoraren su conjunto dichas pruebas, Sirven de fundamento las siguientes tesisde jurisprudencia: Octava Época Instancia: PRIMER TRIBUNAL COLEGIADO DEL DECIMO QUINTO CIRCUITO. Fuente: Gaceta del Semanario Judicial de la Federación Tomo: 84, Diciembre de 1994 Tesis: XV.1o. J/4 Página: 63 SENTENCIAS AGRARIAS, DEBEN CONTENER EL ESTUDIO DETODAS LAS PRUEBAS RENDIDAS POR LAS PARTES. (ARTICULO 189 DELA LEY AGRARIA). Si bien es cierto que conforme al artículo 189 de laLey Agraria, las sentencias de los Tribunales Agrarios se dictarán averdad sabida, sin necesidad de sujetarse a las reglas sobre estimación depruebas, sino apreciando los hechos y los documentos según lostribunales lo estimaren debido en conciencia, fundando y motivando susresoluciones, esto no los faculta a no examinar todas y cada una de laspruebas que aportan las partes, dando las razones en que se fundan paradarles o no valor en el asunto sometido a su decisión, pues no basta queen una sentencia se diga que se ha hecho el estudio y la estimación de laspruebas que fueron rendidas, sino que debe consignarse en la misma eseestudio y esa estimación. PRIMER TRIBUNAL COLEGIADO DEL DECIMO QUINTO CIRCUITO. Amparo directo 138/93. Mercedes Hortencia Troncoso Gómez. 13de mayo de 1993. Unanimidad de votos. Ponente: Pedro Fernando ReyesColín. Secretario: Rubén David Aguilar Santibañez. Amparo directo 139/93. Juan Jáuregui y coagraviados. 12 de agostode 1993. Unanimidad de votos. Ponente: Pedro Fernando Reyes Colín.Secretario: Angel Rodríguez Rico. Amparo directo 292/93. Ismael Núñez Hernández. 23 deseptiembre de 1993. Unanimidad de votos. Ponente: Pedro FernandoReyes Colín. Secretario: Rubén David Aguilar Santibañez. Amparo directo 293/93. Francisco Javier Ramírez Amezcua y otros.23 de septiembre de 1993. Unanimidad de votos. Ponente: PedroFernando Reyes Colín. Secretario: Rubén David Aguilar Santibáñez. Amparo directo 434/93. Juan Elías Cervantes García. 2 de diciembrede 1993. Unanimidad de votos. Ponente: Pedro Fernando Reyes Colín.Secretario: Angel Rodríguez Rico. No. Registro: 191,597 Tesis aislada Materia(s): Común 19
  • 20. 20 Novena Época Instancia: Tribunales Colegiados de Circuito Fuente: Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta XII, Julio de 2000 Tesis: XXII.1o.24 K Página: 771 GARANTÍA DE AUDIENCIA, VIOLACIÓN A LA, CUANDO NO SE RESPETAN LAS FORMALIDADES ESENCIALES DEL PROCEDIMIENTO POR DICTARSE UNA SENTENCIA INCONGRUENTE. La fracción VIII del artículo 159 de la Ley de Amparo, tiene como finalidad que se acate una de las formalidades esenciales del procedimiento a que se refiere el artículo 14 constitucional, consistente en que a las partes se les muestren los documentos o piezas de autos, de manera que puedan alegar sobre ellos; y cuando dichas partes no tienen acceso a una sentencia en su integridad, porque ésta carece de ilación al faltarle alguna foja o párrafo, esa circunstancia la hace incongruente, actualizándose así la violación a una de esas formalidades y en consecuencia, al artículo 14 constitucional. PRIMER TRIBUNAL COLEGIADO DEL VIGÉSIMO SEGUNDO CIRCUITO. Amparo directo 19/2000. Celedonio Mendoza Hernández. 1o. de junio de 2000. Unanimidad de votos. Ponente: Augusto Benito Hernández Torres. Secretario: Germán Briseño Sáinz. Amparo directo 1240/99. José Luis Rodríguez Verdín. 8 de junio de 2000. Unanimidad de votos. Ponente: Augusto Benito Hernández Torres. Secretaria: Leticia Morales García. Resulta claro que el Tribunal Unitario Agrario del distrito 31 actuóen perjuicio de mis representados, en este caso concreto nosencontramos dentro de este supuesto, violando en contra nuestra lotutelado por el articulo 14 constitucional, el cual en su parte conducenteexpresa lo siguiente: “Nadie podrá ser privado de la vida, libertad o de sus posesiones oderechos, si no mediante juicio seguido ante los tribunales previamenteestablecidos, en le que se cumplan las formalidades esenciales delprocedimiento y conforme a las leyes expedidas con anterioridad alhecho” De la exposición anterior resultan evidentes las agravios procesalesa nuestras garantías constitucionales consagradas en el artículo 14 ya quenos priva de un proceso recto apegado a derecho en el que no secumplieron las formalidades de ley, y también viola nuestras garantíasconsagradas en el articulo 16 Constitucional, ya que no funda ni motivalegalmente su resolución; así como tampoco hace la valoración depruebas a conciencia y de buena fe guardada y por ello debe revocarse la 20
  • 21. 21sentencia recurrida, y emita una sentencia congruente y legal; que sevaloren los aspectos legales en que fue omisa. En merito de lo anterior que he dejado expuesto fundado ydebidamente razonado ante Ese H. Tribunal Superior Agrario por losagravios de que fuimos objeto y por tal, atenta como respetuosamentepido: PRIMERO.- Tenerme por presentada en tiempo y forma con lapersonalidad con que me ostento en este escrito, y copias simples paratraslado, interponiendo el recurso de revisión, en contra de la sentenciaemitida por el Tribunal Unitario Agrario del Trigésimo Primer Distritodentro del juicio agrario 146/2010. SEGUNDO.- Se admita el presente recurso de revisión y previo lostrámites de ley se emita la resolución respectiva mediante la cual se dejeinsubsistente la sentencia recurrida por estar fundados y motivados losagravios restituyéndonos en el goce de los derechos vulnerados y en sulugar se ordene a la responsable emita otra con estricto apego a derecho. PROTESTO LO NECESARIO. VERACRUZ, VER., A 8 DE FEBRERO DEL AÑO 2011. LIC. LISSETTE LOPEZ ARCOS 21