Las Partes
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×
 

Las Partes

on

  • 21,653 views

 

Statistics

Views

Total Views
21,653
Views on SlideShare
21,628
Embed Views
25

Actions

Likes
0
Downloads
57
Comments
0

4 Embeds 25

http://www.slideshare.net 17
http://derechoumes.wordpress.com 4
http://aulavirtual.utel.edu.mx 3
http://gc.scalahed.com 1

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Microsoft PowerPoint

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

Las Partes Las Partes Presentation Transcript

  • LAS PARTES SEGUNDA PARTE
  • Demandante y demandado: noción de actor y opositor
    • Lo común es encontrar dos partes contradictorias dentro de los procesos; sin embargo cuado se trata del proceso de jurisdicción voluntaria existe sólo una parte, que puede denominarse de manera genérica como demandante, pero se acostumbra a denominársele en el foro nacional como interesado, solicitante o peticionario.
    • En los procesos contenciosos, a diferencia de los anteriores, existe dos partes enfrentadas a quienes se les denominan como DEMANDANTE Y DEMANDADO, aún cuando puedan perseguir un mismo fin.
  • Demandante y demandado: noción de actor y opositor
    • DEMANDANTE es quien formula la demanda de manera personal o por conducto de un apoderado o representante
    • DEMANDADO, es la persona en contra de quien se dirige las pretensiones de la demanda o frente a quien se formule.
    • En un sentido lato ACTOR no solo se aplica al demandante sino también a la persona que apela una sentencia (en este caso es más apropiado el término recurrente).
    • OPOSITOR, es el que sostiene puntos de vista contrarios al demandante en la casación
  • Distintas clases de partes y sus transformaciones durante el proceso
    • Puede producirse e n el proceso: partes i n iciales e i n tervi n ie n tes, principales y secundarias, permanentes y transitorias o incidentales, necesarias y voluntarias espontáneas y forzadas u obligadas a comparecer, simples y múltiples o plurales.
    • Dado que el proceso es una relación jurídica de larga duración, pueden ocurrir durante su curso modificaciones en las partes por sucesión de una o por sus herederos o cesionarios o por intervención de terceros (en lo penal únicamente en relación a las reclamaciones civiles).
  • Modificaciones de las partes por intervención de terceros
    • A) i ntervención de terceros sin afectar la posición procesal de las partes demandante y demandada. Se produce un aumento del número de las personas que intervienen e el proceso como partes, pero la litis entre demandante y demandado o se modifica. Esto ocurre e las intervenciones litisconsorciales, por coadyuvancia y ad excludendum (excluyente).
    • B) Separación o retiro de una persona que viene actuando en el proceso. (renuncia de derechos sustanciales)
    • C) Cesión del derecho litigioso por una parte a u tercero.
    • D) Cambio o supresión del representante o apoderado de una de las partes.
  • Pluralidad de partes
    • Fuera del co ntexto de dos partes en controversia (contencioso) o de un interesado (voluntario); también es frecuente el que varias personas demanden unidas y valiéndose de una demanda, o que esta se dirija contra varios demandados. Igualmente puede acontecer que en el curso del proceso comparezcan otras personas a intervenir, bien sea en sus comienzos o con posterioridad.
    • En el primer caso la relación jurídica procesal es simple o singular; e el segundo es múltiple o plural. La acumulación en la demanda puede originarse en una afinidad de causas o en su conexión.
  • Pluralidad de partes
    • Esa conexión que permite la acumulación de litigios de varias personas en una demanda o la reunión de varios procesos, puede ser: REAL cuando sea uno mismo el bien discutido; CAUSAL cuando sea idéntica la causa jurídica de la pretensión; PERSONAL, cuando por lo menos una de las partes es la misma en los distintos litigios, o INSTRUMENTAL, cuando los varios litigios sean de tal índole que para su composición sirvan los mismos bienes para el pago, como sucede en las ejecuciones.
  • Pluralidad de partes
    • Pero debe tenerse en cuenta que no podrá existir conexión entre litigios cuando por lo menos uno de los sujetos no sea común.
    No hay litigios conexos entre partes totalmente distintas. CARNELUTI
  • Noción de Litisconsorcio.
    • La pluralidad de partes puede originarse en un litisconsorcio, de manera inicial (cuando demandan varias o se demanda a varias personas), o posteriormente (cuando intervienen terceros principales, pero con pretensiones comunes a las de algunas de las partes y con un interés jurídico en los resultados de la sentencia que podrían beneficiarlos o perjudicarlos jurídicamente.
    • Debe tenerse cuidado de no confundir el litisconsorcio con la pluralidad de partes en el proceso, pues aquél es la especie y éste el género; es decir que puede existir pluralidad de partes pero no existir litisconsorcio (vr. coadyuvantes).
  • Noción de Litisconsorcio.
    • Tres casos definen la existencia de litisconsoricio:
    • A) cuando en un proceso hay varias personas como demandantes o demandadas;
    • B) cuando concurren al proceso terceros que reúnen los requisitos indicados;
    • C) cuando existe acumulación de procesos con partes distintas y exista comunidad de pretensiones entre algunas de ellas.
  • Diversas clases de Litisconsorcio.
    • El litisconsorcio puede ser necesario u obligatorio y voluntario o facultativo o útil; inicial u originario y sucesivo; activo o pasivo y mixto; simple y recíproco. Puede reunir varias de las cualidades mencionadas.
    • El facultativo o voluntario puede ser propio o impropio, según exista conexión jurídica o simple afinidad jurídica entre las pretensiones o excepciones de los consortes.
  • Litisconsorcio necesario u obligatorio (inicial o sucesivo).
    • Hay relaciones jurídicas sustanciales sobre las cuales no es posible pronunciarse por partes, fraccionándolas o calificándolas sólo respecto de algunos de sus sujetos, porque indispensablemente la decisión comprende y obliga a todos .
    • En esos casos la presencia en el proceso de todos los sujetos vinculados a esa relación se hace indispensable a fin de que la relación jurídica procesal quede completa y sea posible decidir en la sentencia sobre el fondo de ella.
  • Litisconsorcio necesario u obligatorio (inicial o sucesivo).
    • Cuando los sujetos son más de dos, en sentido jurídico y no físico (por ejemplo, el representante o apoderado (mandante) y el representado (mandatario), forman un solo sujeto), estaremos en presencia de un litisconsorcio necesario. (art. 53 CPCYM).
  • Litisconsorcio necesario u obligatorio (inicial o sucesivo).
    • El litisconsorcio necesario puede ser inicial o sucesivo. Regularmente se produce el necesario (como demandantes o demandados), pero puede suceder que la ley exija, como requisito para la válida tramitación del proceso, la citación de otra persona que tenga intereses en común con una de las partes, demandante o demandada, con lo cual se establece un litisconsorcio entre ellas.
  • Litisconsorcio necesario u obligatorio (inicial o sucesivo).
    • Se debe tener cuidado de no confundir la intervención forzosa con el litisconsorcio necesario. La primera se diferencia a su vez de la citación forzosa; ésta es el género y aquella la especie; siempre que la intervención sea forzada, será obligatoria la citación; pero son muchos los casos en que la ley exige la citación y sin embargo la persona que la recibe queda en libertad para concurrir o no al proceso, y entonces no será forzada su intervención (concurso de acreedores)
  • Litisconsorcio necesario u obligatorio (inicial o sucesivo).
    • En la intervención forzosa, en cambio, el citado es parte desde cuando recibe la citación, aunque no comparezca a hacer valer sus derechos procesales.
    • Pero aún en estos casos, la intervención necesaria de esas personas no significa que exista litisconsorcio entre ellas y una de las partes; por el contrario, muchas veces tienen una situación independiente
  • Litisconsorcio necesario u obligatorio (inicial o sucesivo).
    • Como terceros autónomos o terceristas o intervinientes ad exludendum; por ejemplo, los acreedores con hipoteca sobre el inmueble embargado, que son citados al proceso ejecutivo donde se decretó el embargo.