Your SlideShare is downloading. ×
0
Ayuda Tokyo Segunda Semana
Ayuda Tokyo Segunda Semana
Ayuda Tokyo Segunda Semana
Ayuda Tokyo Segunda Semana
Ayuda Tokyo Segunda Semana
Ayuda Tokyo Segunda Semana
Ayuda Tokyo Segunda Semana
Ayuda Tokyo Segunda Semana
Ayuda Tokyo Segunda Semana
Ayuda Tokyo Segunda Semana
Ayuda Tokyo Segunda Semana
Ayuda Tokyo Segunda Semana
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×
Saving this for later? Get the SlideShare app to save on your phone or tablet. Read anywhere, anytime – even offline.
Text the download link to your phone
Standard text messaging rates apply

Ayuda Tokyo Segunda Semana

327

Published on

EXPOSICIONES EN SALAS DE CONFERENCIAS PARA TOKYO-REALIDAD NACIONAL Y DEFENSA CIVIL …

EXPOSICIONES EN SALAS DE CONFERENCIAS PARA TOKYO-REALIDAD NACIONAL Y DEFENSA CIVIL
ECON.FREDDY VILLAR CASTILLO

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
327
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
4
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. CURSO: REALIDAD NACIONAL Y DEFENSA CIVIL PROFESOR:ECON.FREDDY VILLAR CASTILLO UNIDAD I SEMANA 1: EL SER HUMANO Y SUS NECESIDADES BÀSICAS
  • 2. LA PERSONA HUMANA <ul><li>I. LA PERSONA HUMANA </li></ul><ul><li>Etimológicamente, la palabra persona viene del verbo latino personare , que </li></ul><ul><li>significa resonar, sonar a través de; esta acepción etimológica proviene de la </li></ul><ul><li>costumbre del teatro romano, de caracterizar a los actores con una máscara o </li></ul><ul><li>careta con que se distinguía a los diversos personajes: “la reina”, “el señor”, “el </li></ul><ul><li>esclavo”; la voz del actor resonaba a través de la máscara, “personabat” , de ahí el </li></ul><ul><li>nombre de la persona; de este significado teatral pasó, sin olvidarse de su origen, </li></ul><ul><li>al Derecho Romano; persona, en el teatro, era la representación de alguna clase, o </li></ul><ul><li>figura histórica, “medea” o categoría humana, “el esclavo”; persona, en el Derecho </li></ul><ul><li>Romano, era quien tenía su representación ante la ley; en otras palabras un sujeto </li></ul><ul><li>de deberes y derechos, según la conocida definición jurídica de la persona. Para </li></ul><ul><li>esta concepción los extranjeros, o los esclavos no eran considerados como </li></ul><ul><li>personas jurídicas y se disponía de ellos, aun de su vida, con la misma libertad con </li></ul><ul><li>que hoy se puede disponer de cualquier objeto propio, de cualquier animal </li></ul><ul><li>doméstico. </li></ul>
  • 3. Dignidad de la persona humana <ul><li>La dignidad de la persona humana es el principal fundamento de la ética </li></ul><ul><li>cristiana. </li></ul><ul><li>a. Dignidad del hombre por su origen para el cristianismo, el hombre es </li></ul><ul><li>totalmente obra del Creador. </li></ul><ul><li>La dignidad del hombre, por lo que a su origen se refiere, estriba en la </li></ul><ul><li>intervención personal, directa, inmediata y exclusiva que Dios tiene en </li></ul><ul><li>su creación de todas y cada una de las almas, que en definitiva, es la </li></ul><ul><li>parte sustancial más importante del compuesto humano y en la </li></ul><ul><li>especial intervención que con relación al cuerpo tuvo el Hacedor en la </li></ul><ul><li>Primera Unidad ● Realidad Nacional y Defensa Civil </li></ul><ul><li>creación de los primeros padres, de los cuales todos los demás </li></ul><ul><li>hombres procedemos. </li></ul><ul><li>b. Dignidad del hombre por su naturaleza. El hombre es una persona </li></ul><ul><li>adornada con dones de cuerpo, espíritu, un verdadero microcosmos, </li></ul><ul><li>como decían los antiguos; esto es, un pequeño mundo, que excede </li></ul><ul><li>con mucho, en valor, a todo el mundo inanimado. Es una naturaleza </li></ul><ul><li>dotada de inteligencia y de voluntad libre. </li></ul>
  • 4. El hombre: ser social y político <ul><li>El hombre como ser social: El hombre está llamado a vivir en sociedad. </li></ul><ul><li>El hombre no está destinado a vivir en el aislamiento y posee una tendencia </li></ul><ul><li>natural hacia la vida social. Es en la sociedad donde se lleva a cabo su </li></ul><ul><li>educación y halla la ayuda necesaria; por el lenguaje comunica sus </li></ul><ul><li>sentimientos e intercambia sus conocimientos; encuentra la confrontación de la </li></ul><ul><li>amistad, del afecto y de la compasión; une sus energías a las de sus </li></ul><ul><li>semejantes para realizar las obras materiales e intelectuales para las que </li></ul><ul><li>serían insuficientes sus propias fuerzas. En resumen, es en la sociedad donde </li></ul><ul><li>el hombre desarrolla su propia personalidad. </li></ul><ul><li>El hombre es sociable por naturaleza y por necesidad. Al no poder procurarse </li></ul><ul><li>en el aislamiento aquello que le es necesario y útil para la existencia ni poder </li></ul><ul><li>adquirir la perfección del espíritu, la providencia lo ha hecho para que se una a </li></ul><ul><li>sus semejantes en una sociedad tanto doméstica como civil, la única capaz de </li></ul><ul><li>dar lo preciso para la perfección de la vida. </li></ul><ul><li>Por consiguiente, la sociedad debe ayudar al hombre a alcanzar su plena </li></ul><ul><li>evolución física, intelectual y moral. </li></ul><ul><li>El origen y fin esenciales de la vida social, estriban en la conservación, el </li></ul><ul><li>desarrollo, el perfeccionamiento del ser humano a quien esta vida social </li></ul><ul><li>permite poner concretamente en obra las reglas y valores de la cultura. </li></ul><ul><li>La sociedad es un medio natural del que el hombre puede y debe servirse para </li></ul><ul><li>la consecución de su fin, pues la sociedad se hizo para el hombre y no el </li></ul><ul><li>hombre para la sociedad. Es en la sociedad donde se desarrollan todas las </li></ul><ul><li>aptitudes individuales y sociales que el hombre ha recibido de la naturaleza, lo </li></ul><ul><li>que sería imposible si el hombre estuviera aislado. </li></ul>
  • 5. Constitución Política del Perú: <ul><li>TÍTULO I </li></ul><ul><li>DE LA PERSONA Y DE LA SOCIEDAD </li></ul><ul><li>CAPÍTULO I </li></ul><ul><li>DERECHOS FUNDAMENTALES DE LA PERSONA </li></ul>
  • 6. CONSTITUCIÒN POLITICA DEL PERU <ul><li>Artículo 1º. La defensa de la persona humana y el respeto de su dignidad son el fin </li></ul><ul><li>supremo de la sociedad y del Estado. </li></ul><ul><li>Artículo 2º. Toda persona tiene derecho: </li></ul><ul><li>1. A la vida, a su identidad, a su integridad moral, psíquica y física y a un libre </li></ul><ul><li>desarrollo y bienestar. El concebido es sujeto de derecho en todo cuanto le </li></ul><ul><li>favorece. </li></ul><ul><li>2. A la igualdad ante la ley. Nadie debe ser discriminado por motivo de origen, </li></ul><ul><li>raza, sexo , idioma, religión, opinión, condición económica o de cualquiera otra </li></ul>
  • 7. CONSTITUCIÒN PÒLITICA DEL PERU <ul><li>3. A la libertad de conciencia y de religión, en forma individual o asociada, No hay </li></ul><ul><li>persecución por razón de ideas o creencias. No hay delito de opinión. El </li></ul><ul><li>ejercicio público de todas las confesiones es libre, siempre que no ofenda la </li></ul><ul><li>moral ni altere el orden público. </li></ul><ul><li>4. A las libertades de información, opinión, expresión y difusión del pensamiento </li></ul><ul><li>mediante la palabra oral o escrita o la imagen por cualquier medio de </li></ul><ul><li>comunicación social, sin previa autorización ni censura ni impedimento </li></ul><ul><li>algunos, bajo las responsabilidades de ley. </li></ul><ul><li>Los delitos cometidos por medio del libro, la prensa y demás medios de </li></ul><ul><li>comunicación social se tipifican en el Código Penal y se juzgan en el fuero </li></ul><ul><li>común. </li></ul><ul><li>Es delito toda acción que suspende o clausura algún órgano de expresión o le </li></ul><ul><li>impide circular libremente. Los derechos de informar y opinar comprenden los </li></ul><ul><li>de fundar medios de comunicación. </li></ul><ul><li>5. A solicitar sin expresión de causa la información que requiera y a recibirla de </li></ul><ul><li>cualquier entidad pública, en el plazo legal, con el costo que suponga el </li></ul><ul><li>pedido. Se exceptúan las informaciones que afectan la intimidad personal y las </li></ul><ul><li>que expresamente se excluyan por ley o por razones de seguridad nacional. </li></ul><ul><li>El secreto bancario y la reserva tributaria pueden levantarse a pedido del juez, </li></ul><ul><li>del fiscal de la Nación, o de una comisión investigadora del Congreso con </li></ul><ul><li>arreglo a ley y siempre que se refieran al caso investigado. </li></ul>
  • 8. LAS CIENCIAS SOCIALES EN EL CONOCIMIENTO DE LA REALIDAD NACIONAL <ul><li>Se definen como aquellas ciencias o disciplinas científicas que se ocupan de </li></ul><ul><li>aspectos del comportamiento y actividades de los seres humanos, no estudiados </li></ul><ul><li>en las ciencias puras . En ciencias sociales se examinan tanto las manifestaciones </li></ul><ul><li>materiales e inmateriales de las sociedades. Su principal objeto de estudio es el </li></ul><ul><li>hombre. </li></ul><ul><li>La característica que diferencia a las ciencias sociales de las puras, es el hecho de </li></ul><ul><li>que las sociales introducen los hechos mentales reales o supuestos, propios de los </li></ul><ul><li>seres humanos, poseen habilidades cognitivas específicas que crean una </li></ul><ul><li>conciencia y representaciones mentales abstractas que en general influyen en su </li></ul><ul><li>comportamiento y crean unas reglas de interacción entre individuos, complejas. </li></ul><ul><li>Por otro lado, las ciencias sociales, se diferencian de las humanidades en el </li></ul><ul><li>énfasis dado al método científico o metodologías rigurosas de análisis. </li></ul>
  • 9. Cuál es el valor de las ciencias sociales en el estudio de la realidad nacional? <ul><li>Su valor se da en tres hechos concretos: </li></ul><ul><li>1) poder explicar por qué ocurren los </li></ul><ul><li>hechos tal como se están presentando, </li></ul><ul><li>2) posibilidad de predecir qué será de la </li></ul><ul><li>sociedad, de seguir manteniéndose las constantes que configuran los hechos, y 3) </li></ul><ul><li>permite al Gobierno adoptar los cambios en pro del logro de los fines del Estado (el </li></ul><ul><li>bien común: bienestar general y seguridad integral). La integridad de estos tres </li></ul><ul><li>hechos o momentos lo entendemos recurriendo a Platón cuando nos dice “de </li></ul><ul><li>nada serviría la posesión de la ciencia de convertir las piedras en oro, si </li></ul><ul><li>luego no supiéramos servirnos del oro”; de igual manera tenemos que </li></ul><ul><li>preguntarnos y entender, de qué nos sirven las ciencias sociales que nos permiten </li></ul><ul><li>conocer la realidad nacional, si luego de conocerla no sabríamos qué hacer con </li></ul><ul><li>ella. Luego su valor está en esa integridad que le da carácter racional y objetivo. </li></ul>
  • 10. CONCIENCIA NACIONAL EN UN PAÍS PLURICULTURAL Y MULTILINGÜE <ul><li>Identidad nacional </li></ul><ul><li>Nuestra Nación es un país único y singular en el mundo, cuya personalidad auténtica </li></ul><ul><li>ha sido forjada con el aporte de nuestra historia, la grandeza de su origen, valores y </li></ul><ul><li>virtudes como la herencia moral de nuestros héroes y santos, las tradiciones, </li></ul><ul><li>creencias, lenguas, razas, música, danzas, folklore y toda manifestación de orden </li></ul><ul><li>material y espiritual con el que construimos nuestros ideales y el destino común de </li></ul><ul><li>todos lo peruanos. </li></ul><ul><li>Pero el carácter de la sociedad peruana es producto de la unión y del </li></ul><ul><li>encuentro de dos culturas: la precolombina y la occidental. Dos corrientes disímiles, </li></ul><ul><li>heterogéneas y plurales que se han fundido en una nueva realidad humana, con una </li></ul><ul><li>clara tendencia a destruir o postergar la vertiente milenaria de nuestro pasado para </li></ul><ul><li>consolidar los elementos de la cultura occidental. </li></ul><ul><li>Este proceso de fusión que empezó con la conquista española aún continúa y </li></ul><ul><li>mantiene sus elementos en permanente sincronización. Por lo tanto, el carácter de la </li></ul><ul><li>identidad nacional está en pleno proceso de construcción. </li></ul><ul><li>Consideraciones para la construcción de la identidad nacional </li></ul><ul><li>La diversidad de los componentes de la identidad nacional hace que sea un proceso </li></ul><ul><li>de acoplamiento permanente por lo que se hace necesario tener en cuenta en su </li></ul><ul><li>construcción, ciertos considerandos que contrapesen la presencia de la cultura </li></ul><ul><li>occidental, con valores propios de nuestra nacionalidad. </li></ul><ul><li>􀂃 Participación total.- A lo largo y ancho del territorio nacional existen miles de </li></ul><ul><li>peruanos que se encuentran marginados y no reciben la acción del Estado. </li></ul><ul><li>Muchas comunidades campesinas y nativas viven totalmente aisladas de los </li></ul><ul><li>beneficios que otorga la civilización. El Estado peruano debe incorporarlos dentro </li></ul><ul><li>de sus programas de acción, para que estos ciudadanos se sientan totalmente </li></ul><ul><li>identificados con nuestra patria, eliminando cualquier forma de marginación. </li></ul><ul><li>Integrar no significa desdeñar sus propios valores culturales sino ampliar sus </li></ul><ul><li>horizontes culturales revalorando los suyos. </li></ul>
  • 11. La realidad nacional y el factor humano como unidades de análisis <ul><li>La realidad nacional como unidad de análisis </li></ul><ul><li>Entiéndase por realidad nacional: “La situación cuantitativa y cualitativa </li></ul><ul><li>de los recursos de todo orden (materiales y espirituales) de que dispone </li></ul><ul><li>el Estado en un momento dado”. Por definición, se quiere decir que la </li></ul><ul><li>realidad nacional es susceptible de ser analizada objetiva y </li></ul><ul><li>empíricamente. </li></ul><ul><li>Significa también que el Perú, como una realidad concreta, es </li></ul><ul><li>considerado como una gran unidad de análisis. Metodológicamente, </li></ul><ul><li>esto representa que existe la posibilidad de acercarnos al estudio </li></ul><ul><li>exhaustivo de la realidad, provistos de conceptos, teorías, hipótesis y </li></ul><ul><li>técnicas de observación propias de las ciencias sociales para conocer </li></ul><ul><li>la realidad nacional. </li></ul><ul><li>Aceptando por razones de método de estudio que la realidad nacional </li></ul><ul><li>es una unidad de análisis, cabe aquí plantear algunas consideraciones </li></ul><ul><li>de carácter teórico que permiten dilucidar dudas con relación a la </li></ul><ul><li>concepción de la realidad nacional. </li></ul><ul><li>La realidad nacional como unidad de análisis </li></ul><ul><li>- La realidad nacional como un factor (enfoque factorialista) </li></ul><ul><li>- La realidad nacional como una estructura (enfoque estructural). </li></ul><ul><li>Técnicas de observación </li></ul><ul><li>Observación documental </li></ul><ul><li>a. Encuestas </li></ul><ul><li>b. Entrevistas </li></ul><ul><li>Tabla insumo </li></ul><ul><li>Producto </li></ul><ul><li>EN UNIDAD DE ANÁLISIS </li></ul><ul><li>CONCEPTOS </li></ul><ul><li>Teorías </li></ul><ul><li>Hipótesis </li></ul><ul><li>Variables </li></ul><ul><li>Indicadores </li></ul><ul><li>Ítems </li></ul>
  • 12. &nbsp;

×