ÍNDICEPrólogo  . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . ....
[8]	                                                                CÓMO SELECCIONAR LIBROS PARA NIÑOS Y JÓVENES	 3.3.	 La...
ÍNDICE 	                                                                                                              [9]T...
QUERIDO LECTORUna de las preguntas que más he escuchado en los últimos años ha sido: ¿cómoselecciono un libro? Y quien la ...
[16]                                                        CÓMO SELECCIONAR LIBROS PARA NIÑOS Y JÓVENESlares, públicas, c...
QUERIDO LECTOR                                                                  [17]Pascual (Universidad de Oviedo) y José...
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Cómo seleccionar libros para niños y jóvenes. Los comités de valoración en las bibliotecas escolares y públicas

3,122

Published on

¿Cómo citar? Lluch, G. (2010): Cómo seleccionar libros para niños y jóvenes. Los comités de valoración en las bibliotecas escolares y públicas. Gijón: Editorial Trea.


¿Cómo elegir un libro de calidad para un niño o un adolescente?, ¿qué criterios utilizar para seleccionar el libro más adecuado? Esta obra ofrece una herramienta para la selección de libros para niños y jóvenes en bibliotecas escolares, públicas con secciones de literatura infantil y juvenil; para los docentes de infantil, primaria y secundaria; para los estudiantes universitarios de educación, filología, documentación y comunicación; para las librerías, editoriales e investigadores. Propone la formación de comités de selección de libros que permitan transformar un lector en un mediador, en un lector competente que comparta, discuta y valore el libro que llega a sus manos y que encuentre un espacio donde aprenda a compartir y construir conocimiento.

Más info: www.gemmalluch.com

Published in: Education
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
3,122
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
7
Actions
Shares
0
Downloads
32
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Transcript of "Cómo seleccionar libros para niños y jóvenes. Los comités de valoración en las bibliotecas escolares y públicas"

  1. 1. ÍNDICEPrólogo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 13Querido lector . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 15PRIMERA PARTE: UNA BIBLIOTECA PARA LA FORMACIÓN DE LECTORES . . . . . . . 19 1. Cómo organizar un comité de valoración de libros . . . . . . . . . . . . . . 23 1.1. Cómo son las personas que forman los comités . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 24 1.2. Cómo organizar un comité . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 26 1.3. Cómo regular las reuniones . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 28 1.4. Qué herramientas utilizamos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 31 1.5. Qué mecánica siguen los comités . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 34 1.6. Cómo defendemos una opinión en público . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 38 1.7. Qué hacemos más allá de las reuniones . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 45 2. investigación en los comités de valoración de libros . . . . . . . . . . . 49 La 2.1. Objetivos de la investigación . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 49 2.2. Metodología y técnicas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 50 2.3. Datos y resultados . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 53 2.4. Conclusiones y propuestas de mejora . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 54SEGUNDA PARTE: LOS CRITERIOS DE VALORACIÓN DE LIBROS . . . . . . . . . . . . . . . 55 3. canon oculto y el compartido . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 57 El 3.1. El canon literario . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 58 3.2. El canon en los libros no literarios . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 61
  2. 2. [8] CÓMO SELECCIONAR LIBROS PARA NIÑOS Y JÓVENES 3.3. La necesidad de valorar libros en la biblioteca pública y escolar . . . . . . . . . . . 63 4. Consideraciones antes de empezar a leer . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 71 4.1. La edad del lector . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 71 4.2. Selección de libros según las competencias . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 76 4.3. Los valores y la ideología . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 78 4.4. Los paratextos como anzuelo al lector . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 80 5. criterios de valoración para los relatos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 83 Los 5.1. El origen: ¿de dónde proviene la historia? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 85 5.2. El tema: ¿qué género? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 92 5.3. El estilo: ¿cómo habla el relato? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 96 5.4. La estructura: ¿cómo se construye el relato? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 98 5.5. El narrador: ¿quién cuenta? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 99 5.6. Los personajes: ¿quiénes actúan? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 100 5.7. El tiempo: ¿cómo transcurre? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 101 5.8. El espacio y la época: ¿dónde y cuándo ocurre? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 101 6. criterios para valorar el teatro . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 103 Los 7. criterios para valorar la poesía . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 105 Los 8. Valorar las imágenes en los textos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 109 8.1. Criterios para valorar la ilustración . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 110 8.2. El álbum . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 113 8.3. Los libros de imágenes . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 115 8.4. Los cómics y la narración gráfica . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 115 9. Criterios de valoración de los libros informativos . . . . . . . . . . . . . . 119 9.1. El texto . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 119 9.2. Las imágenes . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 122 9.3. El diseño . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 123 9.4. Los libros de experimentos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 124 9.5. Los manuales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 125 10. Criterios para valorar los libros para bebés . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1271 0.1. Desde el nacimiento . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1281 0.2. Desde los seis meses . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1281 0.3. Desde los dieciocho meses . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 130
  3. 3. ÍNDICE [9]TERCERA PARTE. LA EXPERIENCIA DE FUNDALECTURA Y SUS MATERIALES . . . . . 133 11. La experiencia de Fundalectura (ibby Colombia) . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1351 1.1. Un espacio para discutir sobre los libros informativos . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1371 1.2. Un nuevo programa, nuevos criterios: los libros para bebés . . . . . . . . . . . . . . 1381 1.3. Los participantes en los comités . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1401 1.4. El funcionamiento de los comités . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1451 1.5. El trabajo posterior a las sesiones . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 149 12. investigación sobre los criterios de valoración de libros . . . . . . 151 La1 2.1. La planificación general . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1521 2.2. La recogida de datos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1521 2.3. La clasificación de los datos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 155 13. Bibliografía . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 159 14. Apéndice . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1651 4.1. Ficha de valoración general . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1651 4.2. Ficha de valoración de libros informativos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1661 4.3. Ficha de valoración de libros literarios . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1691 4.4. Tabla de clasificación de géneros y subgéneros de los relatos . . . . . . . . . . . . . 1721 4.5. Tabla de clasificación de los libros según lector sugerido . . . . . . . . . . . . . . . . 1731 4.6. Tabla de prioridades según la calidad de los libros . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1731 4.7. Encuesta para evaluar aspectos de los comités . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 174
  4. 4. QUERIDO LECTORUna de las preguntas que más he escuchado en los últimos años ha sido: ¿cómoselecciono un libro? Y quien la hacía podía ser un bibliotecario o un docente. Unpadre o un amigo. ¿Cómo elegir un libro de calidad para un niño o un adolescen-te?, ¿qué criterios utilizar para seleccionar el libro más adecuado? Hace un tiempo viajé a Colombia, invitada por Fundalectura para coordinarun seminario con bibliotecarios sobre los libros para adolescentes. Una de lasvisitas obligadas cuando viajas a Colombia es acudir a alguna de sus fantásticasbibliotecas. Y más allá de los edificios, de los jardines o de la variedad de perso-nas que las vivían, me sorprendió la buena selección de libros: álbumes ilustradosde primera calidad se paseaban entre las manos de niños menudos que reían conAnthony Browne o Maurice Sendak como si de la última publicación de Disneyse tratara. Y la calidad no descendía en absoluto en las estanterías de libros paralos más mayores. La sorpresa iba en aumento con la selección del libro de cono-cimiento o de los elegidos para los bebés. En el segundo viaje, de la mano de laeditorial Norma a la Feria del Libro de Bogotá, amplié la experiencia con el restode bibliotecas que visité. Me contaron que una parte de la responsabilidad la tenían los comités de se-lección de libros de Fundalectura que se reunían semanalmente para leer y valo-rar los que se publicaban o distribuían en Colombia. En ese segundo viaje, tuvela oportunidad de asistir a uno y la experiencia fue tan positiva que volví un mesentero para, entre otras cosas, iniciar una investigación sobre el trabajo que lafundación realizaba. Ahora, este que tiene en sus manos es una adaptación del trabajo que realiza-mos. Si se anima a adentrarse en estas páginas, verá que intentamos ofrecer unaherramienta para la selección de libros para niños y jóvenes en bibliotecas esco-
  5. 5. [16] CÓMO SELECCIONAR LIBROS PARA NIÑOS Y JÓVENESlares, públicas, con secciones de literatura infantil y juvenil; para los docentes deinfantil, primaria y secundaria; para los estudiantes universitarios de ciencias dela educación, filología, documentación y comunicación; para las librerías, edito-riales e investigadores. Le proponemos la formación de comités de selección de libros que permitantransformar un lector en un mediador, en un lector competente que comparta,discuta y valore el libro que llega a sus manos y que encuentre un espacio dondeaprenda a compartir y construir conocimiento. Porque los comités de libros sonexactamente eso: un lugar de encuentro e intercambio entre los responsables delas lecturas infantiles y juveniles. En la segunda parte, le presentamos unos criterios que le pueden ayudar avalorar los diferentes libros que leen niños y jóvenes. Considerando género yedad y diferenciando características paratextuales y textuales. Además, en elapéndice, para facilitarle el trabajo, le proponemos una selección de los materia-les para empezar a trabajar. Finalmente, la tercera parte describe la experiencia concreta de los comités devaloración de libros en Fundalectura y la investigación que realizamos para obtenerlos criterios de valoración y evaluar el funcionamiento de trabajo de los comités. Porque todo esto lo aprendimos en Fundalectura, junto a todas las personasque allí trabajan, las más de cien que forman parte de sus comités de evaluacióny, sobre todo, a Janeth Chaparro, María Cristina Rincón, Claudia Rodríguez yAndrea Victorino, con las que durante dos años formamos un equipo de investi-gación que se transformó en un equipo humano cargado de energía y entusiasmo.La misma que nos gustaría trasmitirle a usted. Entre visitas a Bogotá, el chat y las ayudas virtuales conseguimos montar unainvestigación de más de quinientas páginas, de la cual publicamos un primer libroen Fundalectura: Cómo reconocer los buenos libros para niños y jóvenes. Orien-taciones de una investigación de Fundalectura (Colombia).1 El que ahora tiene ensus manos es una adaptación. Solo el tiempo y los ritmos de trabajo han impedidoque sea reescrito por todo el equipo de investigación. Pero desde aquí su presenciay agradecimiento. Por eso, la tercera parte del libro quiere describir la experienciaconcreta que se lleva a cabo en Bogotá, como muestra de una buena práctica. Además del agradecimiento al equipo de investigación responsable de losresultados que aquí adaptamos, debo también agradecer a mis colegas Julián   Para conocer la publicación, puede visitar http://www.fundalectura.org/sccs/seccion.php?id_categoria=13. 1
  6. 6. QUERIDO LECTOR [17]Pascual (Universidad de Oviedo) y José García Guerrero (Consejería de Educa-ción de la Junta de Andalucía) la lectura atenta, las sugerencias y los matices quehan aportado al original. A Rosa Tabernero (Universidad de Zaragoza) sus indi-caciones sobre el canon oculto y el álbum, suya es también la idea de definirclaramente el carácter de esta publicación en el inicio. A Ramon Roselló (Uni-versitat de València) por el rico diálogo que mantenemos desde hace tiempo so-bre el teatro para niños y ahora sobre los criterios de selección de este génerofundamental. También a Miquel Nicolás, colega de departamento, por las con-tinuas discusiones sobre la vida y la literatura. Finalmente, a Ana Martínez Laí-nez y a Felipe Zayas por las muchas conversaciones sobre la lectura y la litera-tura, ellos enriquecen mi mirada. Y no puedo olvidar, como siempre, a la Fun-dación Germán Sánchez Ruipérez y su eficiente centro de documentación por laselección y la cesión de los documentos que han sido necesarios para completaresta investigación. Aquí también están presentes las voces y las opiniones de los profesores, bi-bliotecarios, editores y libreros con los que he participado en diferentes semina-rios, porque las discusiones mantenidas, la participación, las lecturas comparti-das han alimentado estas páginas. Y los alumnos de la asignatura de literaturainfantil y juvenil, de la licenciatura de Filología Catalana y del Màster Oficial enAssessorament Lingüístic i Cultura Literària (iifv, Universitat de València), por-que ellos son con los que cada día mantengo diálogos que continúan en los pasi-llos y en el tiempo, y son los que me recuerdan la importancia del entusiasmo, laconstancia y la honestidad. Siempre pienso que para un investigador es un privilegio poder compartir es-pacios donde exponer, discutir y dudar de sus lecturas, observaciones o conclu-siones, elaboradas a menudo en una pantalla. Cuando los asistentes asentimos odisentimos, añadimos y aportamos puntos de vista diferentes, la investigacióncrece, construyendo entre todos el edificio del conocimiento. Querido lector, solo espero que pueda servirle de interlocutor este texto quenació de la emoción al contemplar el placer que creaban libros maravillosos enuna biblioteca y de la admiración hacia las personas de Fundalectura que se re-únen semana tras semana de manera puntual y organizada para disfrutar hablan-do de libros y de lecturas. Con el mejor de los deseos, Gemma Lluch (Universitat de València)

×