Your SlideShare is downloading. ×
  • Like
Pregon fiesta de la vendimia 2012 final-terminado-numeradas
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Now you can save presentations on your phone or tablet

Available for both IPhone and Android

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

Pregon fiesta de la vendimia 2012 final-terminado-numeradas

  • 494 views
Published

 

  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
    Be the first to like this
No Downloads

Views

Total Views
494
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0

Actions

Shares
Downloads
0
Comments
0
Likes
0

Embeds 0

No embeds

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. Apenas se oye un susurro, entra por laventana una luz tenue queriendo arroparlo todo.Han pasado pocas semanas de la vendimia, aunal pasear por el pueblo, se percibe el olor de losmostos fermentando. Aroma que nunca seolvida. Los días son cada vez más cortos, inclusollovió hace unos días. Las noches cada vez sonmás frescas. En mi casa, entre la olla y la ermitade mi pureza bendita, mi madre a punto detraerme a este mundo. Aunque temerosa, eldeseo y la esparza contrapesan el miedo, con lafuerza y el coraje que manifiesta toda madre. Mipadre paciente, también temeroso, preocupado eintranquilo, deambula de un lado a otro. Aunqueausente de dolor físico, debido a su sensibilidadno sabe cómo actuar, pues imagina todos losdesenlaces posibles, entre ellos algunos no muyhalagüeños. Los dolores de mi madre, son cadavez más fuertes y frecuentes, el día, la hora, elminuto es inminente, se acerca la hora esperada,y el momento más importante que nos acontece atodos, a cada uno de los que estamos aquí, elderecho de nacer. Yo tuve la suerte y elprivilegio, porque Dios y la bendita Pureza así loquisieron, de nacer en mi casa, en la cama de mispadres y en mi pueblo de Villanueva del Ariscal. 1
  • 2. Quiero aprovechar esta ocasión paramanifestar a mis padres el orgullo que tengo deser su hijo y dedicarles este humilde pregón. A timadre por haberme dado el ser que tengo, pordarme parte de tu vida, por tantas noches dedesvelo, porque aunque pronto cumpliré loscincuenta, siempre seré tu niño. A ti padre queestas en el cielo, no sabes cuánto te echo demenos, no hay un día que no estés presente en mivida, y últimamente más que nunca, ya quecuantas tardes mientras escribía este humildepregón, al que tu sabes las vueltas le he dado,hubiese querido tenerte a mi lado, pues tusvivencias y tus conocimientos me hubiesen sidode gran ayuda, ya que, el vino y la vendimiafueron parte de tu vida. No obstante siempre hasestado conmigo, en cada renglón, en cada frase,en cada recuerdo. Hoy, ahora, te pido que desdeahí, desde ese palco eterno que es el cielo, meayudes para que mi boca diga lo que mi corazónsiente por mi Pueblo. 2
  • 3. Noto mucho que me faltas. Tu memoria es la tinta, que redacta mis sentimientos. Una lagrima sin consuelo,que cae, ante la muralla imposible del regreso. Como una lluvia me viene un sentimiento, de añoranza y angustia, de recuerdo. Como las mañanas de rocío, que nos aproxima al otoño, te siento. Como inverna su sabia las cepas, en primavera, espero tu regreso. Flor de esperanza de tenerte de nuevo. Noto tanto tu falta, y me asalta tan viva tu presencia. que de sentirte tan cerca, hasta te viera, si no fuese porque soy parte de ti, y en mi, al mirarme a ti te vea. 3
  • 4. Su majestad, damas de su corte, encantadorareina infantil, pequeñas y delicadas damas,hermano capataz mayor de la fiesta de lavendimia, lagarero infantil, señor alcalde, señorcura Párroco, corporación municipal,hermandades, asociaciones y peñas, vecinos,amigos y familia, buenas noches. Quiero dar las gracias, a la anteriorpregonera de la fiesta de la vendimia, por suspalabras de apoyo y cariño hacia mi persona (ymi familia). Por eso quiero decirte, por tusencillez y humildad, por tu buen hacer ysimpatía, esta noche, con la mano en el corazónmuchas gracias María. Estoy muy agradecido a ti Lola, delegada defiestas mayores y a la corporación municipal,por acordarte mí y darme la oportunidad, y elprivilegio de anunciar la fiesta de la Vendimia denuestro pueblo. 4
  • 5. Pureza bendita, una vez más necesito de ti, yte pido que me des la calma suficiente, quetemples mi voz y no calle lo que mi corazónsiente. Cuando me propusieron poder pregonar lafiesta y feria de la vendimia de mi pueblo, desdeel primer instante me llené de orgullo ysatisfacción. En segundos me trasladé a mi niñezy recordé esas casetas que se montaban entonces,a las que no les faltaba ni un “perejil”, adornadascon el más exquisito de los gustos, lo que nadiehacía como Pepe “perla”. La decoración delescenario nos trasladaba a la nave maternal decualquier bodega de nuestro pueblo. El techo dela caseta municipal se recubría de un ir y venirde guirnaldas de flores, hechas de papel fino decolores, donde jugando con ellas yentrelazándolas entre sí, creaba el másarmonioso de los pabellones. Por aquel entoncesla fiesta se hacía en la ermita, a los pies de miPureza bendita, lugar donde jugábamos a diario,¡cuántas y cuantas horas hemos echado sentadoen el poyo de su puerta! 5
  • 6. Allí se celebraban todos los acontecimientosde la fiesta de la vendimia, que duraban tres días,el primero, el viernes, se coronaba la reina y secelebraba el pregón. Después siempre amenizabaalgún cantante o grupo musical. El segundo día, elsábado, era libre. El domingo por la mañana se realizaba laromería al Loreto y a su regreso se pisaba en lacaseta la uva, labor realizada por el lagarero,extrayendo el nuevo mosto. Se pesaba este y seobtenía la graduación que adquiriría una vezhubiese fermentado. Esa misma noche deldomingo se cerraba con la cena, que era lo quemenos me gustaba ya que no podíamos participartodos. Miguel Ángel y yo, aprovechando que mi tíoCarmelo y mi tía Carmela, que eran también sustíos, vivían en la misma ermita junto al pozo, unoprimero y el otro después, le decíamos al portero“mire usted voy a casa de mi tío a beber agua” yasí nos dejaba pasar y nos colábamos. Entoncesno todo el mundo tenía la oportunidad de asistiral pregón y al fin de fiesta como hoy, gracias aDios, estamos haciendo aquí. 6
  • 7. Recuerdo esos maravillosos veranos, queaunque se pasaba en un suspiro lo vivíamosintensamente, “sin cole” practicando todo tiposde juegos, todos en la calle por su puesto, a lalima, al trompo, abando, al pañuelo, a indios ypistoleros. De esos baños en albercas, de esastardes buscado una sombra, de chicharra,avispas y vuelos rasantes de golondrinas. De noches tomando el fresco en la calle, elmejor aire acondicionado. ¡Que fresco hace! ¡Poguarda algo pa mañana! Esas eran las palabrasmás comunes que cruzaban los que estabansentados y los que pasaban caminado. Ya pasadas las fiestas del corpus y de nuestropatrón Santiago, la tardes empezaban a ser máscortas. Los campos se vestían de ocre dorado,época de ciruela platanera y melón de madurez.Ya se oían rumores en la calle, las tiendas y lastabernas, del nombre de la nueva reina, dellagarero ó capataz de la fiesta de la vendimia.Poco a poco si darnos cuenta estábamos en elveranillo del membrillo. Las viñas se revisten desu mejor ropaje, guardando mimosa su tesoro,que coquetas nos deja entrever entre sus hojas. 7
  • 8. Ya Pepe “perla” y el grupo de muchachaspuestas a su cargo elaboraban las flores queadornaría la caseta municipal. La primera que yo recuerdo y he citadoantes, en la ermita (allá por los tiempos defosforito). Después en lo de Don Santiago, luegodonde el mesón de Teo, y posteriormente dondeactualmente la conocemos. Pasado un tiempo me pregunte, ¿qué le voya contar a mi pueblo, a mí gente, que ya no lehayan contado los grandes pregoneros que hanpasado por este atril? Pero estaba lleno de deseopor transmitir lo que siento por Villanueva, porsus costumbres, por sus fiestas, por su genteacogedora, por un pueblo integrador, donde nohay forasteros, donde se acepta a todo el mundo,y si hay alguien que se considere de fuera esporque ellos mismos quieren seguir así. Además, el verbo, ni que decir tiene, no esmi mejor gubia. Se me había hecho el encargo derealizar una nueva obra, original, de tallacompleta, que anunciara las fiestas venideras dela vendimia, que expresara mi cariño, devoción ypasión. Si pasión, porque pasión es lo que sientopor mi pueblo. 8
  • 9. Como en todas las obras al principio empiezoa verlas en mi imaginación, juego con laproporción y el movimiento, sin duda esta es lacreación más complicada que hasta hoy tenía que“modelar”. Mis creaciones escultóricas de relevadaimportancia, gracias a Dios y a la Virgensantísima, ya superan el medio centenar, por logeneral, casi en su totalidad, son imágenesreligiosas, que procesionan por toda España.Todas y cada una de ellas han dejado en mí, unasatisfacción, pero también un desconsuelo. Cadauna lleva parte de mí, mis ilusiones, mis alegrías,mis preocupaciones…. Cuando entrego una obrame deja un vacío que solo el comienzo de otra loremedia. Haces dos años y medio tuve el placer yla satisfacción de poder realizar una de mis obraspreferidas, por dos motivos. Uno precisamenteporque era para mi pueblo, otro porque dejabatanta pasión y muerte que a veces satura y medaba la oportunidad de representar momentos deuna etapa de mi vida que recuerdo con amor yañoranza, una etapa de mi vida, que dejó esosmaravillosos recuerdos, esos momentosinolvidables. 9
  • 10. Se abrió ante mí la oportunidad de realizarun monumento en bronce para mi pueblo natal. Me llene de orgullo y satisfacción personal,no siempre tiene uno esta oportunidad. De todos es conocido el dicho “nadie esprofeta en su tierra” aunque yo no me siento así,pues no he recibido más que felicitaciones ypalabras de aliento por parte de ustedes, por loque les doy las gracias. Aunque estando sujeto como todas las obrasy monumentos a proyectos y presupuestos,este desde el primer momento me gusto mucho.Sabía que esa imagen estaría en la calle, en losaños venideros, para la contemplación y disfrutede todos los vecinos de Villanueva, al mismotiempo que contribuiría en parte a un proyectode mejora para nuestro pueblo. Había querealizar una escultura figuratista alegórica a lavendimia y que hiciera alusión a la mujer, ¡quemejor para representar una alegoría que el rostrode una ellas! Así desde el primer momentocoincidimos en que la mujer seria nuestraprotagonista. Fue ahí cuando volvieron a mimente recuerdos de niño cuando iba con mimadre a rebuscar uvas a las viñas de la familiauna vez habían sido vendimiadas. 10
  • 11. Además recordé relatos de mis padres y demis suegros, que Dios los tenga en su Gloria, enlos cuales se hacia referencia a aquellas mujeresque iban a trabajar, llevando a sus hijos pequeñoscon ellas, pues algunas no tenían con quiendejarlos y había que aprovechar la temporada devendimia para poder alimentar a las familias enaquellos tiempos tan difíciles de posguerra. Poreso quiero destacar que ellas trabajaron en elcampo codo con codo con los hombres. Ellas ibancortando los racimos de uvas, mientras loshombres transportaban las canastas llenas hastalos borriquillos y las carretas, que las llevarían allagar. Además quiero mencionar aquí, que hubonumerosas mujeres que gestionaron bodegas,que trabajaron cón y para el vino. Vaya estebreve recuerdo a estas mujeres vinateras: ConchaCotan, Dolores Martos, Petra, Encarnación laSulita, Concepción la de Maquina, Antonia laTelica, mi vecina de niño Rosarito la del vinoentre otras. Un aplauso para ellas. 11
  • 12. Francisco José, orgulloso lagarero infantil,cuando el domingo de romería lleguemos alSantuario, dile a la Virgen de Loreto, chiquita,coqueta y franciscana, portada por nueve ángelessobre una nube blanca,que vas de parte de tus abuelos, que por ella danel alma, tienen a su hermana gemela en su propiacasa, que fue una de las primeras tallas que mismanos labrara, ya verás cómo se le alegra la cara.A ti que seguro te escuchará, pídele que la uvaque vas a pisar, aporte al pueblo ilusión yprosperidad.Encantadora reina infantil y damitas que teacompañan, guías una carroza de oro y plata, queporta esplendorosa, tres flores blancas,acompañadas por Santiago y Antonio,vendimiadores de honor de negra faja. Juntosformáis el cortejo de San Gines de la Jara.A ti Noelia, que tu mirada,mana a raudales,inocencia y esperanza.Tu sonrisa es dulzura y alegría,Y tu una estrella,que nos alumbra en este día. 12
  • 13. A ti María, tienes nombre,de flor de pureza,de madre de Dios,y de madre nuestra.de ternura y gracia, es tu mirada,que tus preciosos ojos negros delatan.como dos luceros encendidos,que nos anunciasen el alba.Y su majestad, Ana Rocío,la reina, de la sinceridad, la ilusión, la esperanza,representas el renacer de este pueblo vinícola.el año pasado fuiste tallo y éste eres una flor. Tu padre hermanito mío, orgulloso costalerode Santiago nuestro patrón. Tu abuela Rocío “lade Blas”, ¡como mi madre!, que cuando he estadoa su lado siempre como a otro hijo me trató. TuAbuelo Pepe esta en el cielo y cuando mi padrellegó, estoy seguro que lo recibió, con un calderoen el fuego encendido al compas de una gaita y untambor. Vienes de la mejor casta rociera que enla tierra puso Dios, para que a su Madre Rocio lacuidasen con amor. 13
  • 14. Ana Rocio, eres camino y romero, eres simpecao y carreta, eres Blanca Paloma, reina de las arenas. Eres devoción mariana, plegaria de gente buena, Rocio, solo Rocio, tu nombre que bien suena. Hermano, Manuel, capataz mayor de este año,¡cuánto te mereces este cargo! Quiero felicitartepor el empeño puesto en tu proyecto personal desembrar nuevas viñas y crear un nuevo lagar, enla rehabilitación de la prensa que fue de lasbodegas León. Aunque he colaborado contigo, elmerito es exclusivamente tuyo. Siemprerecordare el brillo de los ojos de papá, cuando laprensa después de más de medio siglo volvióhacer tin tan, tin tan. Hermosa reina de vendimia, te acompañan cuatro rosas, de blanco nacarado. Cuatro criaturas hermosas, que contigo, forman el más bello reinado. 14
  • 15. Alicia, que es hermana tuya, hija de tu padre, él, son los ojos, de Santiago por nuestras calles. y también de tu madre, soleá de Triana corre por su sangre,eres Alicia,…. magia, hermosura radiante se pierde la razón con solo mirarte. Desde que vi tus ojos verdes, no puedo olvidarte. Iluminan incluso el día, más radiante. Y a ti, qué decirte Rocío, si solo tu nombre es un poema,que al repetirlo, estremece el alma mía, rompiendo de un golpe las cadenas, que enlazan mi poesía. Luz radiante de la mañana, Perfume de esta tierra, Lagrimas de lluvia eterna, que impregnas con tu frescura, los campos de Villanueva. 15
  • 16. Conchi, dama de la corte Bella florecilla ariscaleña, que embriagas con tu aroma, esta noche de fiesta. Perfume de nardo y jazmín, de incienso y albahaca, que te envuelve toda entera, y en el aire se derrama. Anabel, tímida amapola, de los campos de nuestra tierra, Que das color y alegría, a todo el que te contempla. Esta noche luces,como la más linda de las azucenas, escogida del jardín del paraíso para acompañar a nuestra reina. 16
  • 17. Su majestad, Loli eres flor de vendimia, Rocío en la mañana, luna llena en el cielo, de una noche estrellada. Tu padre, como hermano mío, al igual que tu madre. Nuestra amistad, desde niños Permanece inalterable. De Santiago Apóstol y esperanza de Triana, es tu sangre. Las estrellas te cantaban y la luna te contemplaba, mientras con garbo y señorío, por nuestras calles paseabas. La luz de tus ojos, nos han iluminado, para que el domingo de romería, nos lleves, hasta el santuario, para que La Virgen del Loreto bendiga,el nuevo fruto, que nuestras cepas han dado. Arrodíllese ante ti la primavera. respetando tu belleza, y proclamando tu reinado. 17
  • 18. Todos los que nos sentimos ariscaleños, queamamos a nuestro pueblo. Que nosrepresentamos y nos identificamos con nuestrascostumbres. Que nos gustan y queremos anuestras familias, amigos, vecinos, en fin, anuestra gente, la buena gente. Que amamos,gozamos y defendemos nuestras fiestas, que nossentimos Sacramental, Veracruz, Pureza ySantiago. Que nuestro mejor amanecer el día desu Majestad. La mejor noche de dolor hechahermosura, el viernes de dolores. Nuestra mejormúsica, el repique de campanas del 25 de julio,con el corpus y nuestro patrón Santiago. Nuestromejor día de pureza, hermosura y como no dealegría el ocho de diciembre día de la Patrona. Elmejor rezo hecho canto el peregrinar hasta elrocío, de nuestro simpecao. El mejor perfume, anardos y jazmín, una mañana de agosto cuandosale la Virgen de los Reyes. La mejor luz la de lacandelaria y la mejor devoción, a la Virgen delCarmen y nuestro Sagrado corazón de Jesús. Elmejor reino de convivencia y armonía, el deVillanueva del Ariscal, en su fiesta de la vendimia,que hoy, ante ustedes, se me encomiendapregonar. 18
  • 19. La mayor ilusión, la que hace brillar los ojosde nuestros hijos, la que emociona a pequeños,jóvenes y adultos, la que devuelve más pormenos, nuestra cabalgata de reyes magos.Gracias, gracias a todos, a hermandades yasociaciones, a vecinos que vayan por dondevayan y que lleguen a donde lleguen abanderannuestro pueblo. Por eso en mi pregón quiero darlas gracias a tantos y tantos amigos, que handado lo que han podido por su gente, nuestragente, en todas las épocas. Podríamos nombrarmuchos de ellos, personajes ilustres, artistas,estudiosos amigos todos que pudieron y seentregaron. En Villanueva del Ariscal siempre se hacumplido el dicho de Don Ildefonso FernándezFernández, “Donali”, al cual quiero rendir estepequeño homenaje. El decía afirmando: “enVillanueva hay artistas para todo”, y así es, así loha demostrado la historia y el presente de estepueblo. Permitirme hacer un paréntesis ydestacar la labor, no reconocida, de “Donali”, curaPárroco que fue de esta Villa, y que tuvimos lasuerte de que Dios pusiera en este Pueblo. 19
  • 20. Cura que dentro de la época en que ejerció ysu condición de ser humano, hizo una laborencomiable por la gente de esta tierra.. De ellodoy fe, por experiencia propia, ya que cuandoniño, con apenas seis años, y junto a un grupo deamigos, José Madrid, Jesús Fernández, MiguelÁngel Ribera, Antonio Bueno, Martin Pérez yalgunos más, tuvimos la suerte de conocerle. Conél y durante un largo periodo de tiempo, la casadel cura fue nuestro lugar de encuentro, ¡no ospodéis imaginar lo que nos aguanto!Por cierto, lo de “Donali” surgió una noche deverano, en el patio de la casa antigua del cura.Estábamos tomando el fresco y teníamos elportón entre abierto. Él nos estaba contando unahistoria de las de misterio y temas paranormales,que eran nuestras preferidas. Yo me imagino quese las inventaría, ya que se le notaba quedisfrutaba contándolas lo mismo que nosotrosoyéndolas. Historias parecidas a la delmagistrado (Ya tenemos hasta fantasmas).Cuando estábamos en el momento de mássuspense el silencio se podía cortar, de prontoentró “Barrera” abriendo repentinamente lapuerta, asustándonos a todos y exclamando envoz alta ¿esta donalifonso? 20
  • 21. Rompimos repentinamente del miedo a larisa y desde ese día entre nosotros lellamábamos con cariño “Donali” . Tuvimos laoportunidad de vivir con él, una niñez, que nosolo fue muy rica y cercana a Dios, sino que nosguió en la formación, respeto y amor por losdemás. Con él íbamos andando al cine deolivares, a la feria, de barbacoa, a comer sardinascon un “poquito” de mosto, a los museos ymonumentos de Sevilla, a las necrópolis deCarmona, a ver las ruinas de itálica y el teatro deSantiponce, de hecho fuimos tantas veces que oslas puedo enseñar como el mejor guía. Nosíbamos en tren, (ya nosotros usábamos el tren decercanía). Juntos construimos desde una radiode galena, pasando por zambombas y matracas,hasta globos meteorológicos, que lazábamos alaire. Hicimos excavaciones arqueológicas enpaternilla y otros lugares de este pueblo, que porcierto, estas tierras guardan aún muchossecretos, además ya no solo montábamosbelenes y nos disfrazábamos para el domund,sino que teníamos un grupo de sevillanas, queactuaba en todos los “veriguetes” que se hacíanen este pueblo. 21
  • 22. Hicimos una película de indios y misioneros,todavía recuerdo lo que vivimos disfrazándonos,preparando las escenas, poniéndole el sonido,que iba por separado, ya que el proyector eramudo, ¡lo que daría yo por verla! Me podríallevar horas y horas contando las vivencias quenos proporcionó este gran hombre. Yo tuve elprivilegio de que el primer pincel que toco mismanos, me lo puso él. Nos orientó hacia el caminode descubrir el mundo del arte, a desarrollar lacapacidad y sensibilidad suficientes paradisfrutar de él aprender a valorarlo y descubrirlo.Espero que en su rincón del cielo se sientaorgulloso de su obra. Todos sabemos, que el nombre de Villanuevano hace referencia a una villa actual, es deprocedencia romana. Cuando se produce laconquista de la Península Ibérica por losmusulmanes, crearon en estas zonas del aljarafevarias alquerías dándole a la nuestra el apellidode al-iscar. 22
  • 23. Durante toda la historia se han encontradovestigios de que practicaban una cultura hacia elvino. Históricamente los musulmanes hanbebido, no sólo eso, sino que han sido unosgrandes difusores de la viticultura. En España,mejoraron y potenciaron los cultivos de vides y laproducción de vino ya iniciadas por los romanos.Existen pruebas de que los musulmanesespañoles eran grandes consumidores de vino,como casi todos los musulmanes mediterráneos.Incluso la propia palabra alcohol deriva del árabekuhúl. La prohibición estricta del alcohol, provienede interpretaciones ultra ortodoxas muyrecientes y tiene mucho que ver con el auge delintegrismo islamista, pero sigue habiendo gruposde musulmanes moderados que sigueninterpretando estas normas como lo que fueronen origen, una advertencia sobre el abuso delalcohol y no sobre su consumo.Cuando los cristianos conquistan este territorio,se le concede a la Orden Militar de Santiago. Enesta época es denominada Villanueva Aliscar. En1.537 es vendida al condado de Gelves,convirtiéndose en señorío, hasta la abolición delos mismos en el siglo XIX. 23
  • 24. Si señores vivimos en el señorío del aljarafe,en Villanueva del Ariscal. Donde……. Nada más nacer, tu aire, pude respirar. Me ilumino tu luz, queriéndome abrazar. Mis primeros pasos, sobre tu tierra pude dar. Día a día, año a año, mientras crecía, me di cuenta, que no hay otro igual. Que tus casas, palomas blancas, se posan en un paraíso terrenal. Tus calles de granito y piedra, pulidas por su buena gente al caminar, te conducen todas ellas, a la verdad. Fuiste mi cuna cuando niño, lugar de juego de mi niñez, ilusión y escenario de mi juventud, mi cómplice cuando me enamore, taller e inspiración de mi trabajo, lugar donde vivo y me casé, Cobijo y refugio de mis hijos, Tierra de Dios, tranquila donde, algún día, descansaré. 24
  • 25. Hubo un tiempo, muy reciente en nuestrahistoria, que los campos de Villanueva estabanplagados del verdor de las viñas, garria, lairén,beba o Mantua dorada, de minaretes desombrajos, con vigías celosos, que guardaban elfruto de nuestras cepas. Estos hoy, porque la vidaes así, lo hacen desde el cielo, que junto al mismoDios guardan nuestro pueblo. Que recuerdos, querecuerdos para aquellos que los vivieron, y consus manos chozas y sombrajos construyeron, queguardaran nuestras viñas de cualquier usurero,mi abuelo Manuel Parra en valdeperrillos, el niñoJerónima en la choza los guardas, guitito en la del“almarge”, Marcelo el merino en la de montoro,mi abuelo paterno Angelillo en la de faro,“Villarvilla” ó en Buenavista. Tantos y tantossombrajos que nacieran desde el suelo, junto apozos encalaos con carrillos y cubetas, a caminoslabrados por el rodar de carretas, quetransportan con cariño y esmero el fruto de lascepas. Hombres que guardaban las viñas como elmejor tesoro de nuestros campos, como a la hijamocita en su primera puesta de largo, donde secontrolaba que nadie pusiera sus sucias manos.Se vigilaba hasta el crepúsculo de la noche,cuando esta cubría el cielo con su negro manto. 25
  • 26. Se utilizaba el silencio de la oscuridad y la luzdel cielo estrellado, como el mejor aliado. Todo,todo por proteger el fruto de las madres cepas denuestros campos, cepas que injertase las manoscurtidas de Fernando Cayetano, Manuel Pluma,Paterra, Morde, Pepe el de Marta, Antonio limón,José León el Ronquejo, Antonio el Pichilo y suhijo, tantos y tantos hijos de padres buenos.Nombres que nos suena a recuerdo, a nobleza, dehombres con los pies en el suelo, de piel curtidapor el sol bajo el sombrero, de manos rasgadasde tanto empeño, capaces de tocar un sarmientoen flor, con la suavidad del terciopelo, dehablarles como a un niño tomando el pecho, deprotegerlos incluso de ellos, de mimarlos condulzura, como dos enamorados en su primerencuentro, y que siempre podías confiar en ellos,como si fueran piel y carne del mismo cuerpo,donde la palabra dada y la justicia eran sumandamiento. Me contaba mi Padre, que nada más llegabala primavera, los sombrajeros y sus familias setrasladaban al campo, instalándose en ellos todoel verano, hasta Pasar la vendimia. 26
  • 27. Me contaba que cercano a la recolección de lauva el tren pasaba por “villarvilla”, ya que estafinca, junto a otras, linda con la vía,prácticamente parao, para que hombres puestosen complot con el conductor del tren, tuviesentiempo de bajar de los primeros vagones, cortaruvas y volver a subir en los últimos. Para evitarestos robos los sombrajeros tenían que tener unespecial cuidado. José, “el papi” era vecino de mipadre y regentaba su propio sombrajo. Cuando sedormía, mi padre, para gastarle una broma lequitaba la escalera, al aproximarse el tren, legritaba ¡José, José el tren! Este despertabasobresaltado y al ver que le podían robar setiraba del sombrajo. Recuerdo, me decía, quedaba gusto ver los caminos, por los que nocesaban el ir y venir de vecinos de otras fincas,que estaban en sombrajos o chozas, queadecuaban para pasar el verano. Me hablaba dela buena convivencia, respeto, servidumbre yarmonía que procesaban los vecinos unos conotros, donde ofrecían y daban lo que tenían.Personas que amaban la tierra donde nacieron,que aprendieron a cultivarla y labrarla, comohicieran los cavadores que con sus manos y unaazada, las viñas labraban. 27
  • 28. Entre muchos de ellos estuvieron PacoLunar, tostá, el caovania, Miguel de Guadalupe,Pepe Castaño Blanco incluso mi propio suegro, sihijos míos vuestro abuelo materno, SantiagoCabrera Limón, que si fue gran trabajador, losuperó el ser mejor padre, hombre de palabra,hombre de hechos, hombre de corazón. Él mipadre y todos los que se nos fueron, eranhombres con los pies en el suelo, que hoy estánen un mundo nuevo, están junto a tantos y tantoshombres buenos, que Dios los quiso, y los llamo alcielo, para que con sus tijeras y azadas, leslabraran de nubes blancas, ciruelos, olivos ysarmientos, porque hasta el mismo Dios quisieranacer, vivir y morir en este Pueblo. 28
  • 29. Casi todo el mundo tenía su trocito de viña,cada dos o tres casas, había un lagar, la mayoríacarecían de toda infraestructura, pero sobrabavoluntad, en el tiempo en el que nosencontramos, una vez que el verano vestido demadurez, se empieza a difuminar, se hacia unalimpieza general y se prepara todo con el mayoresmero. Se lavan los barriles que ya estánescurriendo, se reparan y se hacen las canastascon sus manos, sin prisa pero con desvelo,Adrian, Juanito Latón que estos, también estánen el cielo. Se preparaban los serones que transportabanborriquillos negros. Se habilitaban las carretaspor el carretero y hasta los bueyes, gruñían máscontentos, al saber que transportarían al lagar elfruto más suculento, que sería en unos mesesmosto nuevo. Durante el transcurrir de los años, nuestrosantepasados han ido cultivando las viñas,adecuando las labores a los tiempos. Aunque porlo general, se han mantenido casi como en suorigen. De la transformación y adecuación deestas labores, con detalle, tan solo conocemos dela primera mitad de siglo pasado a nuestros días. 29
  • 30. En el campo, se han ido clasificando los tiposde cepas, que son la madre y origen de todo estemilagro, ligando sus uvas, en el lagar, buscandoasí, mostos de alta calidad y buena graduación,que sirviera para refrescar los vinos finos y a lavez los amontillados y las soleras. Entre los tipos de uvas más comunes, seencuentra lairen, beba, zalema, luis, mantuadorada, mollares, garria ó garrido fino, estaúltima, es la más usada en nuestro caldos, y laque los caracteriza dándole la personalidad ycalidad de estos. El vino blanco se elabora casi siempre conuva blanca, aunque no tiene que ser siempre así.Aquí se recuerda, por los que lo conocieron, unosmostos rosados hechos con uva mollar quequitaban el sentío, en la taberna de “Borrego elviejo”. 30
  • 31. La elaboración de vinos blancos es unode los procesos más complejos y minuciosos queexisten en la elaboración de vinos. En ellos uno delos factores más importante por no decir el quemás, es la temperatura. Esta influye desde que lauva es cortada, hasta que es pisada y fermentada.Hoy en día podemos mediante temperaturacontrolada, retrasar, adelantar y paralizar lafermentación de los mostos ó el milagro delmismo. De hecho hoy en día se puede conseguirque toda una producción tenga la mismapersonalidad, desde el primer litro hasta elúltimo. El encanto de nuestros mostosprecisamente, se caracterizaba por lo contrario,el estar expuestos a los cabios meteorológicos detemperatura y humedad, los cuales gracias a Diosno podemos controlar, les daba la divinidad y lacualidad por la que nuestros antepasadosarrumbadores y bodegueros les hacían sustentarla condición de ser vivo. 31
  • 32. Después de casi tres meses, una vez que hanfermentado y reposado, por fin, llega el día másesperado, el ocho de diciembre, día de laInmaculada Concepción, nuestra Patrona.Después de la función de Iglesia, en torno almediodía, en tabernas, bodegas y lagares, seacumulaban los vecinos y visitantes, deseosos deprobar el nuevo mosto. Muchos de ellosdeambulaban de un sitio a otro, buscado losdistintos matices de cada uno ellos, por lo que lascalles, se convertían en una fiesta. De estoscaldos nacieron numerosos finos que con eltranscurso del tiempo, se convirtieron con muchoamor y esmero, en blanca paloma, cruzado,gobete, maria carlos, mariantonia o pata dehierro, ó también en maratón, torrearcas,yolanda, 520, tio Luis ó uno noventa y uno,todos, todos buenos, algunos serán príncipes denobles soleras, que reinaran con el paso deltiempo en sus bodegas. Esta fiesta era culminada para la mayoría delos vecinos, con el acompañamiento de nuestraPatrona, en su peregrinar por nuestras calles, deregreso a su ermita. 32
  • 33. Bendita Pureza. Vienes derramando gracia, por las calles de Villanueva, calzada por la luna, y coronada de estrellas. Vestida vienes de sol, bendita flor de Pureza, repartiendo paz y amor, a la gente de esta tierra. Este pueblo te proclama, sagrada virgen María, llegas sembrando esperanza, eres manantial de alegría, lucero de la mañana, ilusión de cada día, consuelo del alma, coral de perla fina, alivio de toda pena, perseverancia de golondrinas, y perfume de azucena, que acompañe en su trono, a nuestra Madre Pureza. María de gracia estas llena, y en tu recorrido por las calles, vas consolando las penas, de todos los devotos, de tu pueblo de Villanueva. 33
  • 34. La pequeña bodega de mi Padre y mi tío Joséque en paz descanse, que además en aquellaépoca ya era taberna, estaba situada en la calleConcepción número seis, Actualmente siguecomo taberna el Coco, regentada por mi hermanoManuel, capataz mayor de esta fiesta. Enaquella época, por estos días, ya se vivíaambiente a vendimia. Mi padre regaba losbocoyes con agua antes de bajarlos, para darlesfortaleza, evitando que se desbaratasen. Paraello usaba la máquina de sulfatar las viñas. Lamadera seca de todo el verano absorbía comouna esponja el agua, desprendiendo junto, a latierra mojada, un olor inolvidable, con matices aamontillados y soleras, que perfumaba toda labodega. En esta todo era muy rudimentario, yartesanal, los barriles se lavaban a mano sobreunos capachos de esparto, puestos en el suelo. Todos los años nos visitaba Luis Jiménez“higí” el tonelero para reparar los bocoyes queiban a ser utilizados para fermentar los mostos.Algunos aros rotos, algún que otro salidero, paralos que usaba papel de estraza y planchas deplomo claveteadas. 34
  • 35. En algunas ocasiones había que desfondaralgún que otro barril, para extraerles la humedad.Para ello una vez desfondado se depositabaviruta en el interior y se le prendía fuego, el calory las llamas hacia que la madera perdiera el olor ahumedad provocado por la oxidación del agua ensu interior. Estos una vez preparados se calzabanen talanqueras apilándolos, con la boca haciaabajo unos encima de otro, para que escurriesentoda el agua. Mientras se seguían manteniendoestructuralmente apretados mediante la máquinade sulfatar.Unos días antes de ser llenados con el mostonuevo, se le daba pajuela (azufre en tiras)creando un ambiente irrespirable que impedía eldesarrollo de bacterias. Nosotros entonces realizábamos toda lalabor de vendimia, en la emblemática taberna del“José el cojo”, familiar nuestro, donde estabainstalado el lagar. 35
  • 36. Este estaba compuesto principalmente, deuna moledora de cilindros rayados montada enuna estructura de madera, una prensa de husillocomo eran entonces la mayoría de ellas, que notenia jaula, por lo que se le liaba una maroma debarco para construir el cilindro de contencióndrenante, y un pilón a ras del suelo, quepermanecía todo el año cerrado mediante tablasde madera. Este a la vez se aprovechaba comopequeño almacén de los aperos del lagar, comoviergos, rastrillos, palas y demás utensiliosdestinado a esta labor. La uva era transportada en borriquillosdesde el campo hasta el lagar, estos erancomandados por Paco Macías “el topi” que siendoun niño como yo, demostraba una maestríaequina inigualable. Yo aunque muy pequeño,quería participar en todas las labores de lavendimia. Mi madre, no me quería levantar tantemprano, por lo que aprovechábamos y cuandovenia Paco con la primera carga, se pasaba pormi casa para recogerme. 36
  • 37. Los borriquillos portaban unos serones, porlo que no podíamos montarnos en el lomo delanimal, teniendo que ir sentados en el culo, “nunca olvidare el sube y baja que me producíanlas caderas del borrico al caminar”. Tal como iba llegando la uva al lagar sepasaba por la moledora, a la vez se espolvoreabacon sulfato cálcico para controlar la acidez. esteera el culpable de las descomposiciones debarriga que se producían después. Posteriormente con la prensa levantada, seconstruía un cilindro alrededor del husillo que sele llamaba “pie”, y se rodeaba con la maroma quehacía de contención. La prensa se iba bajando,mientras el zumo de la uva manaba a través delas uniones de la maroma. 37
  • 38. El pueblo se levanta por la mañana, a saludar al nuevo día. El repique de campanas, torna las penas en alegrías, y comienza la jornada. Al son de caracolas, van formándose las cuadrillas. ¡Venga señores que es la hora! ¡No entretenerse chiquilla! Villanueva se vuelve vendimiadora. En los campos verdes de cepas, nos espera el fruto más preciado, para la próxima elaboración, de nuestros mejores caldos. En el camino un constante ir y venir, de borriquillos con sus enseres, de carretas llenas de uvas, que nuestros hombres y mujeres han recogido con ternura,para convertirte en lo que eres, mosto. Mosto obtenido en el lagar, y acunado en una bodega, de Villanueva del Ariscal. ¡de Villanueva es! 38
  • 39. Ayer mientras dormía, empecé a oír unsonido a lo lejos, que en principio no podíadefinir. Aunque poco a poco se acercaba cada vezmás y más ¡y de pronto!, lo pude catalogar, era elsonido de caracolas que con los cascos de losborriquillos mantenían una sinfonía a compas,tintineo agudo de cascabeles se oían sonar, estos,insistentes se esforzaban por resaltar. De pronto,exaltado, doy brinco de la cama y en voz alta digo¡mama, que Paco esta aquí ya¡ que viene arecogerme para ir a vendimiar. Yo me montabaen los burros que venían del lagar, iban para laviña de buenavista para más uvas cargar. Demomento nos cruzamos con otras cuadrillas quesus caracolas hacían sonar, sinfonía de sonidosjunto a pájaros que empezaban a cantar,verdones, chamarines, rabines, alcaudones,rubiatas, jilguerillos, todos a compas. La noche sedespedía con un suspiro celestial. El día poco apoco nacía y empezaba a clarear, ¡era una fiestaespectacular! No sé si es un sueño, por eso no mequiero despertar, sigo en él dormido, mientrasse convierte en realidad. 39
  • 40. No quiero dejar pasar esta oportunidad quetengo, para agradecer y deciros cuanto os quiero,a mi mujer Yaqui, la madre de mis hijos, miamiga y compañera, por tu entrega, tu coraje, tuternura, por ese apoyo incondicional que hasmostrado siempre con migo. Por soportar mismanías y locuras. Por ser la mejor musa, la mejormadre. Por darme dos maravillosos hijos:Cristina y Francisco, que junto a tí son el eje demi vida. A ti Cristina por tu sencillez, amabilidad,sensibilidad y aunque cumpla muchos años,siempre serás mi princesa. A ti Francisco por tuconstancia, buen humor, inteligencia ysensibilidad, pase el tiempo que pase siempreserás mi niño, gracias a los tres, porque sinustedes este pregón no hubiese sido posible. 40
  • 41. Todos los pregones, en los últimos treinta,años han sido realizados e inspirados en elrecuerdo de lo que fueron nuestras bodegas. EnVillanueva alcanzamos a tener una treintena deellas. Casi todas tenían su propia estructura, ylas que nó se servían de las más fuertes. Algunasmuy pequeñas, donde no había trabajadores, sesustentaba por el núcleo familiar, otrasmedianas, tenían algunos trabajadores, y lasgrandes, sostenían a muchas familias. Elconjunto de ellas formaron una de las industriasmás importantes del Aljarafe. Después, la plagade la filoxera, en el primer cuarto del siglopasado, la entrada de la cerveza y de vinosprocedentes de otras regiones, las fuerondebilitando poco a poco. Con la idea de impulsary dar a conocer nuestros vinos a nivel nacional,Don José Santos Peña, periodista y enamorado deVillanueva, junto a bodegueros ilustres denuestro pueblo, crean en 1954, la fiesta de lavendimia, de la que este año celebramos sucincuenta y nueve aniversario. Como curiosidad, en los primeros años,utilizaban como carrozas para las reinas, lascamionetas de reparto previamente adornadas. 41
  • 42. Siempre nos quedara la duda si además de lacreación de nuestra fiesta, se hubiese formadouna cooperativa donde todos aportaran ypercibieran, proporcionalmente, creando unadenominación de origen. Compitiendo en calidad,ya que nuestros vinos las sustentan, y no enprecio como ofrecían nuestros competidores. Deesta propuesta se estuvo hablando, pero ya sesabe, en temas de negocios es más complicadoponerse de acuerdo, por lo cual no tuvo éxito.Quién sabe, cómo dice nuestro buen amigoAntonio el de Guillermo, en su detallado escrito“el final de nuestro imperio vinatero estabacantado”. O quien sabe lo que hubiese pasado,eso no lo sabremos nunca. Pero no óbstate, la semilla de nuestratradición, nuestras costumbres, han sidoconservadas y mantenidas, a través del tiempo.Como dice mi hermano Manuel en su escrito,gracias a familias que han mantenido su amor a lacultura del vino, como las bodega Loreto ó lafamilia de Antonio Muñiz “bodega la Perdiz”.Ellos, quedaron los últimos en elaborar yvender mosto en sus bodegas. 42
  • 43. Por sus antepasados ó por vivirlos en suniñez como nosotros mismos, siempreperduraron y perduran los enamorados de lacultura a la vinatería. Los que cuando hablan deviñas, bodega y vinos les brilla los ojos, como si setratara de un ser divino. Los que miran el cielo enmayo y temen a las tormentas del verano, comoun enemigo. Los que sueñan con volver a ser lo quefuimos. Los que lo dan todo por el vino. Entreellos hay quien ha empezado a plantar viñas,como Antonio Castaño, que con su entusiasmonos contagio a mi hermano Manuel y a mí mismo,que hemos vuelto a convertir Buenavista en loque fue en su día, después de 40 años dearboleda, en una joven viña de garrido fino. Ya enel próximo año nos dará un joven vino. Además, gracias al empeño del ayuntamientopor mantener nuestro titulo de tierra de vinos y ala labor encargada a Antonio el de Blanca, detrasmitir las técnicas tradicionales en el cultivode nuestras cepas. 43
  • 44. Quiero agradecerles a nuestros sabios, sucolaboración en la elaboración de vinos, estandosiempre dispuestos a esclarecer nuestras dudas,como a nuestro primo Ventura, a Antonio JoséLimón y a nuestro amigo Pepe el chochero. No quiero concluir sin mis palabras dealiento para José Antonio y Juan Manuel “losniños de la casera”, que al igual que mi hermanoManuel, Antonio Rivera, Manolo Silva, y sucuñado Juan, continúen en esta labor, para quedentro de poco tiempo los pregones los hagamosdesde el presente y podamos hacer nuestrossueños realidad. 44
  • 45. ¿Por qué estas triste Villanueva? ¿Por tus lagares vacios? ¿Por tu prensa pará? No hay murmullo de gentío, Otro año sin pisar. Pero alégrate pueblo mío, pues venimos gente detrás, que estamos sembrando viñas, para que no se pueda acabar, la tradición de hacer vino, en Villanueva del Ariscal. Y volverán las cepas verdes, nuestros campos a poblar,los caminos de carros y carretas se llenaran, oiremos al amanecer las caracolas sonar, en sinfonía con los pájaros al cantar. Lagareros que sobre la uva bailaran, y alegres y contentos anunciaran, la fiesta de la vendimia esta aquí ya y no hay vendimia mejor que la de Villanueva del Ariscal. HE DICHO 45
  • 46. FIESTAS Y FERIADE LA VENDIMIA 2012 PREGONEROFRANCISCO LIMON PARRALIX FIESTAS DE LA VENDIMIA 46