El carro fantasma

496 views

Published on

Relata la historia de la Semana Santa, y donde un Viernes Santo llega a Convención un Carro que recorrió las calles para dirigirse a un sitio de lenocinio, allí se lleva dos mujeres y se dirige a la vía a Ocaña, la sorpresa de la gente de Convención, puesto que allí se vivía con mucho fervor la Semana Mayor, y los carros no circulaban los días Jueves ni Viernes Santo. Esto sucedió en el año de 1945. Del carro y los ocupantes nunca se supo nada. Habitantes que recorren la vía entre Convención y Ocaña en horas de la noche en el trayecto del Puente de la Llave hasta Llano Grande han visto las luces pidiendo vía, ellos se orillan y no ven pasar el carro y el asombro es cuando ven el carro delante de ellos. Libreto de Fernando Jaramillo Forero, miembro correspondiente del Centro de Historia de Convención. Colectivo Radial Llano del Tabacal.

Published in: Education
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
496
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
180
Actions
Shares
0
Downloads
0
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

El carro fantasma

  1. 1. INVESTIGACION Y LIBRETO DE FERNANDO JARAMILLO FORERO DIRECTOR DEL COLECTIVO RADIAL LLANO DEL TABACAL DE LA EMISORA MANANTIAL STEREO 98.2 DE CONVENCION NORTE DE SANTANDER EL CARRO FANTASMA
  2. 2. Relata la historia de la Semana Santa, y donde un Viernes Santo llega a Convención un Carro que recorrió las calles para dirigirse a un sitio de lenocinio, allí se lleva dos mujeres y se dirige a la vía a Ocaña, la sorpresa de la gente de Convención, puesto que allí se vivía con mucho fervor la Semana Mayor, y los carros no circulaban los días Jueves ni Viernes Santo.
  3. 3. Esto sucedió en el año de 1945. Del carro y los ocupantes nunca se supo nada.
  4. 4. Habitantes que recorren la vía entre Convención y Ocaña en horas de la noche en el trayecto del Puente de la Llave hasta Llano Grande han visto las luces pidiendo vía, ellos se orillan y no ven pasar el carro y el asombro es cuando ven el carro delante de ellos.

×