La competencia lectora según PISA

3,253 views
3,297 views

Published on

Estas 10 ideas clave sobre la competencia lectora tiene como marco teórico el documento que fundamenta la evaluación PISA. Este documento proporciona información sobre las destrezas y estrategias que han de tener los jóvenes que terminan la educación obligatoria. Esta información es un requisito indispensable para planificar las ayudas que el alumnado necesita, para elaborar estrategias y propuestas didácticas, para orientar la formación del profesorado y, en definitiva, para acordar cuáles son las metas de la alfabetización que la sociedad actual exige. El libro, dirigido al profesorado de primaria y secundaria de todas las áreas, está escrito desde la perspectiva de un profesor que reflexiona sobre la enseñanza y el aprendizaje de estrategias de lectura.

Zayas, F. (2012): La competencia lectora según PISA. Barcelona: Graó.

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
3,253
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
1,631
Actions
Shares
0
Downloads
59
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

La competencia lectora según PISA

  1. 1. IC020_FINALv8_Layout 1 02/10/12 11:46 Página 9 Presentación La competencia lectora. ¿Qué nos enseña PISA? El marco teórico que fundamenta la evaluación PISA de la competencia lectora es un do- cumento muy valioso para el profesorado, pues recoge lo esencial de lo que se sabe en la actualidad sobre los procesos implicados en la comprensión de textos. La evaluación de PISA se basa en unos criterios que, como afirma Sánchez Miguel (2010), «reflejan muy bien, concretándola, la imagen de “persona alfabetizada” que parece estar presente en la mente de todos». PISA evalúa hasta qué punto los jóvenes que están en edad de ter- minar la educación obligatoria han logrado las destrezas y estrategias necesarias para ser el tipo de lector que la sociedad actual exige. Y al hacer explícitas las destrezas y estrate- gias que se evalúan –es decir, qué se entiende por competencia lectora– nos sitúa en el lugar de salida del camino que hemos de recorrer acompañando a nuestros alumnos en su desarrollo como lectores competentes; nos proporciona el conocimiento sobre cuáles son las metas de la alfabetización. Este conocimiento es un requisito para elaborar propuestas didácticas, para planificar las ayudas que los alumnos van a necesitar, para evaluar la idoneidad de nuestra forma- ción, etc. PISA no nos suministra instrumentos de trabajo directamente aplicables en el aula –las pruebas liberadas no se pueden tomar como un recurso para enseñar a leer, sino para medir la competencia lectora con determinados fines–, pero proporciona una des- cripción valiosa de lo que se espera que un joven sepa hacer al acabar la educación se- cundaria en diversas situaciones de lectura. La primera versión del marco teórico apareció en 2000, y más tarde se ha publicado en diferentes documentos junto con ejemplos de pruebas. La última versión –La lectura en PISA 2009. Marcos y pruebas de la evaluación, editada por el Instituto de Evaluación del Minis- terio de Educación en 2010– incluye importantes cambios que acrecientan todavía más la uti- lidad del documento respecto de versiones anteriores. Uno de los principales cambios es el PRESENTACIÓN 9
  2. 2. IC020_FINALv8_Layout 1 02/10/12 11:46 Página 10 desarrollo de la descripción del texto electrónico, que se identifica con el hipertexto, y el aná- lisis de competencias específicas de la lectura electrónica, entre las que se destaca la valo- ración acerca de la pertinencia, fiabilidad y calidad de la información procedente de la web. La inclusión del texto electrónico ha obligado, además, a rehacer toda la clasificación de los textos. También se han desarrollado ampliamente factores que inciden en la competencia lectora, como el compromiso con la lectura y la metacognición. ¿En qué consiste este libro? ¿Se trata de la explicación del documento La lectura en PISA 2009? ¿De una lectura comentada? ¿Cuál es su objetivo? Si leer es interactuar con los textos para elaborar el significado de acuerdo con determi- nados fines, este libro puede tomarse como la crónica de mi particular interacción con el documento desde la perspectiva de un profesor que reflexiona sobre la enseñanza y el aprendizaje de estrategias de lectura. Al leer este documento, he debido ponerlo en re- lación con mis otras lecturas sobre este asunto, con lo que ya sabía sobre el tema o creía saber; he debido, además, reflexionar sobre las propuestas didácticas para el aula y sobre las actividades que he ido elaborando a lo largo de los años, especialmente en el ámbito lingüístico y social, donde la lectura era el instrumento principal para el aprendizaje. Así, este libro no pretende ser una explicación del documento La lectura en PISA 2009, sino una interpretación a partir de mis conocimientos y preocupaciones. En definitiva, el documento La lectura en PISA 2009 me ha servido como hilo conduc- tor para releer, reinterpretar, regresar a viejos asuntos, evaluar las lagunas en mis cono- cimientos y tratar de rellenarlas, etc. La finalidad de este libro es, pues, comunicar una de las lecturas posibles del documento e invitar a los lectores a que hagan la suya propia, que será complementaria de la que pongo a su disposición. Aunque el acto material de redactar el libro se ha situado en un determinado periodo de tiempo, no excesivamente largo, el proceso de escritura ha durado años. El 9 de diciembre de 2005 publique en mi blog –Darle a la lengua– un texto en el que, por primera vez, hacía refe- rencia al marco teórico de PISA, facilitaba el enlace con la edición electrónica y subrayaba su im- portancia para todo el profesorado, no sólo el de lenguas, «pues la enseñanza de la comprensión lectora es una tarea que nos incumbe a todos». Afirmaba en ese texto que el documento: 10 LA COMPETENCIA LECTORA SEGÚN PISA
  3. 3. IC020_FINALv8_Layout 1 02/10/12 11:46 Página 11 [...] tiene un gran interés como fundamento de un aspecto importante del currículo de las len- guas, pues define el concepto de competencia lectora y analiza sus componentes, describe los tipos de textos con una interesante distinción entre textos continuos y textos discontinuos, dis- tingue distintas situaciones de lectura de acuerdo con sus diversas finalidades y, finalmente, ca- racteriza por niveles las capacidades involucradas en la comprensión lectora. A este primer post le siguieron muchos otros. A continuación, voy a reproducir algunos fragmentos: 13/03/2006 [En la evaluación de PISA], como es sabido, nuestros escolares no destacaron precisamente. Su- pongo que concurren muchos factores que explican estas deficiencias educativas. Pero creo que cabe hacerse preguntas como éstas: • ¿Son los contenidos que configuran el currículo de lengua los más adecuados para el desarro- llo de estas destrezas? • ¿Se aborda su aprendizaje en los libros de texto más difundidos? • ¿Se tiene suficientemente en cuenta que la adquisición y el desarrollo de estas destrezas de- pende de que su aprendizaje sea un objetivo común de todas las áreas del currículo? 30/01/2007 Estos días estoy releyendo el marco teórico de los proyectos PIRLS 2006 y PISA 2006 (véase PISA 2003) y creo que son de utilidad para el asunto que traigo aquí [la elaboración de los cuestiona- rios en las cazas del tesoro]. En ambos proyectos se definen diversos procesos de comprensión lec- tora, que tienen diferente nivel de complejidad y que se relacionan con diferentes finalidades de lectura. […] Creo que realmente el recurso «caza del tesoro» puede dar mucho juego a condición de que avancemos en la definición de criterios para formular preguntas de acuerdo con el tipo de destrezas y estrategias que se quieran desarrollar y dentro de diferentes situaciones de lectura (a las que le corresponden diferentes géneros de texto). […] Y la lectura de los docu- mentos que en este post recomiendo puede ayudar a avanzar en esta dirección. 14/11/2008 Generalmente, en las actividades de comprensión lectora que nos proporcionan los libros de texto, los cuestionarios tienen la función de evaluar si los alumnos identifican las informaciones por las que se les pregunta. Pero los cuestionarios deberían servir, sobre todo, para enseñar a los alumnos a transitar por el texto, a familiarizarse con su forma de estar construido, a aprender a inferir lo que no dice di- rectamente…, en definitiva, deberían servir para enseñar a leer. […] Las preguntas que proponemos a los alumnos para ayudarles a comprender los textos tienen, además, la función de enseñarles a hacer ellos mismos preguntas, es decir, a establecer los obje- tivos de lectura y a interrogar al texto de acuerdo con estos objetivos. Todo esto no es nuevo. Isabel Solé, por ejemplo, hace años que lo dijo en su libro Estrategias de lectura, pero no está de más insistir en ello, pues las evaluaciones de PISA y de PIRLS están te- PRESENTACIÓN 11
  4. 4. IC020_FINALv8_Layout 1 02/10/12 11:46 Página 12 niendo un efecto nocivo: están reforzando la idea de que enseñar a leer es enseñar a hacer prue- bas de evaluación; eso sí, refinando los cuestionarios de acuerdo con las pautas que estas eva- luaciones internacionales nos proporcionan. 7/12/2010 […] Hoy se hacen públicos los resultados de la prueba PISA en lectura y este hecho va a levan- tar –ya lo está haciendo– mucha polvareda, con el riesgo de que cuestiones fundamentales que- den sin tratar o permanezcan oscurecidas. Así que trataré de recordar algunos hechos –y engarzar con ellos algunas opiniones– que me pa- recen fundamentales para orientarse: 1. Las pruebas de lectura PISA no evalúan contenidos curriculares de la materia de lengua y lite- ratura, sino la competencia lectora que los escolares han adquirido en el conjunto de las ma- terias. Los resultados han de servir, por tanto, para reflexionar sobre el papel de la lectura en el conjunto de las áreas y materias del currículo. 2. Sin embargo, el área de lengua y literatura está especialmente involucrada, puesto que sus contenidos curriculares consisten precisamente en el desarrollo de la competencia lingüístico- comunicativa. Los resultados de PISA han de plantear de nuevo la cuestión de si los contenidos que se llevan al aula y la práctica docente en el área de lengua y literatura son coherentes con los objetivos relacionados con esta competencia. 3. A pesar de los cambios curriculares desde la LOGSE, que han puesto de relieve la importancia de unos contenidos de tipo procedimental, la concepción del aprendizaje sigue siendo la trans- misión y la memorización de conocimientos, con poca relevancia de la actividad del alumno. De este modo, la lectura y búsqueda de información en diversas fuentes, el contraste de la infor- mación, su aplicación en tareas diversas, la reflexión sobre los textos, etc., no son el eje del aprendizaje. Los resultados de PISA han de replantear desde la base nuestros métodos de trabajo en el aula. Los planes de lectura en los centros no pueden ser sólo programas de fomento de la lec- tura (la lectura por placer), sino que han de tratar de hacer de la lectura (y de la escritura) el principal medio de aprendizaje. […] 4. En coherencia con los métodos pedagógicos dominantes –y como medio que los perpetúa–, el libro de texto es el recurso didáctico fundamental, si no el único. Pero el libro de texto no está pensado para enseñar a leer, sino para presentar los contenidos de forma que mejor puedan almacenarse en la memoria y repetirse en exámenes. Así que las reflexiones sobre PISA que han ido apareciendo en mi blog durante varios años pueden considerarse parte del proceso de escritura de este libro. Pero también los numerosos cursos de formación del profesorado en los que he tratado de explicar y de explicarme qué entiende PISA por lector competente y qué implicaciones didácticas tiene esta concepción de la competencia lectora. Los fragmentos del blog que se han reproducido señalan también cuál es el difícil te- rreno en el que me sitúo: no se trata de un libro sobre conocimientos relacionados con la 12 LA COMPETENCIA LECTORA SEGÚN PISA
  5. 5. IC020_FINALv8_Layout 1 02/10/12 11:46 Página 13 competencia lectora, pero tampoco es un libro de didáctica de la lectura. Quiere servir para orientar la práctica –o mejor, ayudar a reflexionar sobre ella–, haciendo explícitos los presupuestos teóricos de los que se parte. En la exposición de estos presupuestos no hay originalidad, más allá de los subrayados, las llamadas de interés, las relaciones que se es- tablecen entre fuentes diversas, etc. Como ya he señalado, el libro se puede considerar como la crónica de una lectura orientada hacia la práctica del aula y como una invitación a que otros lectores hagan su propio diálogo con el documento que nos ha servido de hilo conductor. 10 preguntas sobre la competencia lectora y 10 ideas clave para responderlas 1. ¿Qué hemos de entender por competencia lectora? Idea clave 1. «La competencia lectora es una competencia básica» que incluye destrezas muy complejas, necesarias para interactuar en todos los ámbitos de vida social. Ser lec- tor competente es mucho más que reconocer palabras y acceder al significado literal de los enunciados. Implica interactuar con los textos para elaborar el sentido a partir de los propios conocimientos y de los objetivos que nos llevan a la lectura, que son diferentes según las situaciones en las que actuamos mediante el lenguaje. 2. ¿Por qué es tan importante la noción de situación de lectura en el marco teórico de PISA? Idea clave 2. «Leemos en diferentes situaciones y con objetivos diversos»: esta diversidad de objetivos influye decisivamente en el modo como interactuamos con los textos para conseguir las metas propuestas. En las diversas situaciones de lectura (es decir, en los di- ferentes ámbitos de la actividad social), interactuamos con textos que son diferentes, precisamente por las funciones diferentes que tienen en cada esfera de la actividad so- cial. Estas diferentes clases de textos son los géneros discursivos, cuyas características influyen enormemente en el proceso de la lectura. PRESENTACIÓN 13
  6. 6. IC020_FINALv8_Layout 1 02/10/12 11:46 Página 14 3. ¿Cómo nos representamos la diversidad de los textos? Idea clave 3. «La lectura está condicionada por las características de los textos», por eso es importante que tengamos criterios claros para aproximarnos a la diversidad textual. Los textos reales, los que están vinculados con la actividad en los distintos ámbitos o si- tuaciones de lectura, se pueden describir de acuerdo con criterios diversos. Estos criterios nos ayudan a conocer mejor los textos que leemos y escribimos. Este conocimiento es imprescindible para mejorar las ayudas que proporcionamos a los alumnos. 4. ¿Hay un único modo de interactuar con un determinado texto? Idea clave 4. «Los lectores interactuamos de diferentes maneras con los textos según lo que necesitemos hacer con ellos». Si los fines de la lectura de un texto pueden ser diversos, tam- bién serán diferentes las estrategias con las que nos introducimos en él. La noción de as- pectos de la lectura, utilizada en el marco teórico de PISA, hace referencia a estas diferentes «estrategias mentales, enfoques o fines que los lectores utilizan para negociar el modo de introducirse en los textos». La noción es útil, por ello, para analizar la complejidad de la com- petencia lectora: incluye la localización, selección, integración, interpretación y valoración de la información en textos que están asociados a diferentes clases de situaciones de lectura. 5. ¿Qué significa saber localizar y seleccionar la información? Idea clave 5. «Localizar y seleccionar información implica definir los objetivos de la lec- tura, conocer las fuentes y valorar su pertinencia». En contextos de aprendizaje, este as- pecto de la competencia lectora constituye una de las diversas destrezas requeridas para la construcción de los conocimientos. Su aprendizaje se fomenta en la medida en que la lectura, en todas las áreas del currículo, sea un instrumento de aprendizaje dentro de metodologías activas, como el trabajo por proyectos. Estas destrezas son en la actualidad especialmente importantes en el uso de fuentes web, pues la localización, selección y va- loración de la información tiene dificultades específicas. 6. ¿Qué hacemos cuando procesamos la información? Idea clave 6. «Procesar la información requiere integrar ideas e interpretar sus relaciones». Integrar e interpretar son operaciones que están relacionadas. Cuando establecemos el 14 LA COMPETENCIA LECTORA SEGÚN PISA
  7. 7. IC020_FINALv8_Layout 1 02/10/12 11:46 Página 15 tema de un texto o elaboramos ideas generales que sintetizan una parte del texto, inte- gramos las informaciones. Para hacerlo hemos de reconocer la relación que hay entre las ideas, y muchas veces debemos inferirla porque no está explícita. Para integrar e inter- pretar las informaciones hemos de saber guiarnos por los patrones organizativos de los textos y las marcas que nos ayudan a percibirlos. La competencia retórica consiste en saber reconocer y utilizar estas marcas. 7. Para comprender un texto, ¿basta con saber procesar la información? Idea clave 7. «Saber leer supone saber reflexionar sobre el contenido de los textos». Si sólo comprendemos el significado literal del texto, no podemos utilizar las informaciones para resolver situaciones nuevas. Ello requiere un nivel de comprensión más profundo: situar lo que el texto nos dice en el contexto de nuestra experiencia. La reflexión sobre el contenido del texto y su valoración son operaciones necesarias cuando usamos los tex- tos para aprender, que no consiste en memorizar la información, sino en construir nue- vos conocimientos. 8. ¿Por qué es importante saber «mirar» la forma de los textos? Idea clave 8. «Saber leer implica saber reflexionar sobre la forma del texto». Cada gé- nero discursivo presenta un estilo funcional o registro característico, debido al reflejo en el texto de los factores de la situación de comunicación. Por ello, un aspecto fundamen- tal de la comprensión será captar los indicadores que nos ayudan a percibir aspectos del significado como las intenciones del emisor y su actitud en relación con el contenido del propio enunciado. La reflexión sobre la forma del texto es importante también para valorar su calidad y relevancia en relación con su finalidad. 9. ¿Cuál es el papel de la motivación en la comprensión lectora? Idea clave 9. «El compromiso individual con la lectura es un factor clave de la competen- cia lectora», pues un lector interesado intrínsecamente en la lectura interactúa autóno- mamente con los textos y valora su importancia en todas las esferas de la actividad social. Una persona interesada en la lectura es la que está intrínsecamente motivada a leer: lee por el propio valor de la lectura, por la experiencia de que leer va a satisfacer unas ne- PRESENTACIÓN 15
  8. 8. IC020_FINALv8_Layout 1 02/10/12 11:46 Página 16 cesidades (aprendizaje, curiosidad, disfrute…). En el ámbito escolar, el compromiso con la lectura está condicionado por la relevancia de las prácticas lectoras y por el apoyo a la autonomía de los lectores. Los planes lectores de centro y la biblioteca escolar desem- peñan un papel muy importante en el compromiso con la lectura. 10. En definitiva, ¿qué se entiende por «lector competente»? Idea clave 10. «El lector competente posee un saber metacognitivo», es decir, sabe cómo interactuar con los textos para alcanzar los objetivos de la lectura según el contexto en el que se lleva a cabo. Ello supone tener una representación clara de la tarea y de los re- cursos que se deben usar para llevarla a cabo. Estos procedimientos que usamos cons- cientemente son las estrategias de lectura, cuya enseñanza ha de ser explícita, aunque dentro de contextos en los que la lectura tiene una finalidad, como ocurre cuando se uti- liza la lectura como instrumento para el aprendizaje en las diferentes áreas del currículo. 16 LA COMPETENCIA LECTORA SEGÚN PISA

×