Your SlideShare is downloading. ×
Les ruego a todos los lectores que sepan disculparme y comprenderme... ( El enlace online para leer "La Promesa I" es: http://www.slideshare.net/fcerong/la-promesa-version-final )
Les ruego a todos los lectores que sepan disculparme y comprenderme... ( El enlace online para leer "La Promesa I" es: http://www.slideshare.net/fcerong/la-promesa-version-final )
Les ruego a todos los lectores que sepan disculparme y comprenderme... ( El enlace online para leer "La Promesa I" es: http://www.slideshare.net/fcerong/la-promesa-version-final )
Les ruego a todos los lectores que sepan disculparme y comprenderme... ( El enlace online para leer "La Promesa I" es: http://www.slideshare.net/fcerong/la-promesa-version-final )
Les ruego a todos los lectores que sepan disculparme y comprenderme... ( El enlace online para leer "La Promesa I" es: http://www.slideshare.net/fcerong/la-promesa-version-final )
Les ruego a todos los lectores que sepan disculparme y comprenderme... ( El enlace online para leer "La Promesa I" es: http://www.slideshare.net/fcerong/la-promesa-version-final )
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×
Saving this for later? Get the SlideShare app to save on your phone or tablet. Read anywhere, anytime – even offline.
Text the download link to your phone
Standard text messaging rates apply

Les ruego a todos los lectores que sepan disculparme y comprenderme... ( El enlace online para leer "La Promesa I" es: http://www.slideshare.net/fcerong/la-promesa-version-final )

601

Published on

Heme aquí, casi dos años después de haber escrito el primer libro, escribiendo también el segundo libro… …

Heme aquí, casi dos años después de haber escrito el primer libro, escribiendo también el segundo libro…

¿Y que pasó entremedio y mientras tanto?

Que no pude, no pude cumplir la promesa que no le hice a mi hijo, la promesa de volver a verle…

Y a lo peor, que ya sé, a ciencia cierta, y casi con total y absoluta certeza, que no podré cumplirla nunca…

¡Nunca jamás volveré a ver a mi hijo pequeño! ¡Nunca jamás podré volver a criarlo! ¡Nunca jamás volveremos a reír juntos!

Y lo sé, por todo lo que ha pasado en todo este tiempo, el suficiente tiempo, y los suficientes hechos, como para poder llegar a concluirlo así…

¿Y que me quedó entonces? ¿Qué me quedó por hacer?

Sólo lo que ya hice anteriormente, escribir…

Escribir, para contarle a mi niño, lo que ya nunca podré vivir con él, para contarle lo que pasó…

Porque así y ahora, y como el no sabe lo que le escribo, ni lo que le escribí, así y ahora también, y cuando sea grande, y cuando yo ya no esté, presente en este mundo, mi niño, mi adorado niño, podrá saber, y por sí mismo, porqué se quedó sin un padre…

Y también podrá saber, todo lo que hizo su padre, ya vencido y derrotado por la vida, todo lo que hizo y no dejó de hacer, para volver a verle…

Recordarán, los que ya me leyeron, los que leyeron mi primer libro, que me arruiné, que me divorcié, y que me quedé también, sin casa y sin trabajo, en España…

Y así, mi niño, al emigrar yo para sobrevivir, al emigrar y repatriarme a mi otra tierra, Latinoamérica, mi niño también, se quedó en España, se quedó y sin un padre…

Y por eso, de todos ellos, de todos los “indignados”, yo mismo, yo soy el primer “indignado”…

¿Porque qué reclaman los “indignados” de la Puerta del Sol en Madrid?

Reclaman lo mismo que yo, lo mismo que yo reclamé y escribí, hace ya casi dos años: ¡Reclaman pan y trabajo!

Y por eso, por no tener pan y trabajo, por eso, y por ser un solo hombre, un hombre solo, no pude, no pude y como todos ellos, como todos los “indignados”, acampar en el kilómetro cero de España, acampar en la Puerta del Sol…

Y así, para expresar mi protesta, mi protesta por no tener también pan y trabajo, por estar tan desnudo, sólo me quedaron, y como única protesta, estas letras, estas humildes letras, que escribí y como un padre “indignado”, que escribí en mi primer libro “La Promesa”… ( http://tiny.cc/9qeos )

Y eso me hizo, y sin saberlo ni yo mismo, me hizo escritor…

Y por eso ahora, ahora también sigo escribiendo, para continuar con mi protesta, para no dejar de ser nunca un “indignado”…

Porque si me resigno, si me resigno ante la injusticia, ante todas las injusticias, entonces sí, entonces de verdad, entonces si que estaré derrotado…

Y como no quiero, ni aún vencido, darme por vencido, por eso, y como no puedo manifestarme en la Puerta del Sol en M

1 Comment
0 Likes
Statistics
Notes
  • Heme aquí, casi dos años después de haber escrito el primer libro, escribiendo también el segundo libro…

    ¿Y que pasó entremedio y mientras tanto?

    Que no pude, no pude cumplir la promesa que no le hice a mi hijo, la promesa de volver a verle…

    Y a lo peor, que ya sé, a ciencia cierta, y casi con total y absoluta certeza, que no podré cumplirla nunca…

    ¡Nunca jamás volveré a ver a mi hijo pequeño! ¡Nunca jamás podré volver a criarlo! ¡Nunca jamás volveremos a reír juntos!

    Y lo sé, por todo lo que ha pasado en todo este tiempo, el suficiente tiempo, y los suficientes hechos, como para poder llegar a concluirlo así…

    ¿Y que me quedó entonces? ¿Qué me quedó por hacer?

    Sólo lo que ya hice anteriormente, escribir…

    Escribir, para contarle a mi niño, lo que ya nunca podré vivir con él, para contarle lo que pasó…

    Porque así y ahora, y como el no sabe lo que le escribo, ni lo que le escribí, así y ahora también, y cuando sea grande, y cuando yo ya no esté, presente en este mundo, mi niño, mi adorado niño, podrá saber, y por sí mismo, porqué se quedó sin un padre…

    Y también podrá saber, todo lo que hizo su padre, ya vencido y derrotado por la vida, todo lo que hizo y no dejó de hacer, para volver a verle…

    Recordarán, los que ya me leyeron, los que leyeron mi primer libro, que me arruiné, que me divorcié, y que me quedé también, sin casa y sin trabajo, en España…

    Y así, mi niño, al emigrar yo para sobrevivir, al emigrar y repatriarme a mi otra tierra, Latinoamérica, mi niño también, se quedó en España, se quedó y sin un padre…

    Y por eso, de todos ellos, de todos los “indignados”, yo mismo, yo soy el primer “indignado”…

    ¿Porque qué reclaman los “indignados” de la Puerta del Sol en Madrid?

    Reclaman lo mismo que yo, lo mismo que yo reclamé y escribí, hace ya casi dos años: ¡Reclaman pan y trabajo!

    Y por eso, por no tener pan y trabajo, por eso, y por ser un solo hombre, un hombre solo, no pude, no pude y como todos ellos, como todos los “indignados”, acampar en el kilómetro cero de España, acampar en la Puerta del Sol…

    Y así, para expresar mi protesta, mi protesta por no tener también pan y trabajo, por estar tan desnudo, sólo me quedaron, y como única protesta, estas letras, estas humildes letras, que escribí y como un padre “indignado”, que escribí en mi primer libro “La Promesa”… ( http://tiny.cc/9qeos )

    Y eso me hizo, y sin saberlo ni yo mismo, me hizo escritor…

    Y por eso ahora, ahora también sigo escribiendo, para continuar con mi protesta, para no dejar de ser nunca un “indignado”…

    Porque si me resigno, si me resigno ante la injusticia, ante todas las injusticias, entonces sí, entonces de verdad, entonces si que estaré derrotado…

    Y como no quiero, ni aún vencido, darme por vencido, por eso, y como no puedo manifestarme en la Puerta del Sol en Madrid, en España, y
       Reply 
    Are you sure you want to  Yes  No
    Your message goes here
  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
601
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
1
Comments
1
Likes
0
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. 02/01/2013 16:56:03 horas - Versión 33 La Promesa II Les ruego a todos los lectores que sepan disculparmey comprenderme, pero después de más de un año, deofrecer gratis este libro en Internet, con miles de lectoresen Twitter, y miles de “me gusta” en Facebook, y sin queningún editor me haya ofrecido publicarlo, he decididohacer yo mismo de editor, y lo he trasladado para tal fin aAmazón. Hubiera querido fijar un precio simbólico de 1 U$D, o 1Euro, pero debido a la extensión del libro he tenido queescoger obligadamente, el mínimo precio de publicación,que me ha permitido la editorial: Para todo el mundo de 3,53 U$D: http://www.amazon.com/dp/B00AQBVBKQ O para España de 2,68 €: http://www.amazon.es/dp/B00AQBVBKQ
  • 2. Epílogo con Amazón: Revisando http://www.Amazon.com , veo que mi libroni siquiera sale en las novedades de los libros nuevos... Sólo salen las de los grandes autores, o las de loslibros más vendidos... Es un engaño, muy a la americana... Así que acabo decancelar mi contrato con KDP de Amazón... Sinceramente, después de haber sido un verdaderomendigo, llegando a dormir en el muy duro suelo, sinasearme, y sin comer, durante al menos dos semanas, yano puedo esperar, de la vida, nada de nada... Mi niño de diez años, seguirá abandonado enEspaña... Y mi niña recién nacida, será ciega de por vida... Y yo seguiré malviviendo, como he hecho hasta ahora,a pesar de ser un profesional universitario... Soy parte del desecho, de la sociedad de consumo,como otros muchos...
  • 3. La Promesa II, ya no estará disponible nuevamente,para su lectura por entero, y GRATIS, en el enlace onlinede siempre: http://www.slideshare.net/fcerong/la-promesa-2, sino que sólo estará una parte de unos pocos capítulos,pues he vuelto a concursar a los Premios Literarios, cuyasbases me exigen que la obra sea inédita, y que no esté enInternet, por lo que nuevamente pido disculpas a missufridos y pacientes lectores… Pero, dejo al menos unos capítulos de “prueba”, comohacen las editoriales para “promocionar” sus libros… Estos capítulos de “La Promesa II”, corresponden a laprimera parte del mundo natural, y no infringen la normativade los concursos literarios, adonde envié a concursar elresto del libro… Los números de página no coinciden por los cortesque le he realizado a la obra original, faltando dos terciosde los capítulos, y casi toda la segunda parte del mundosobrenatural… Esto es así, porque de los capítulos que faltan, escribíuna nueva y original narración, que titulé: “La guerra delbien y del mal…”
  • 4. Y la cual envié a concursar al premio más prestigiosode narrativa de España, al III Concurso de Narrativa deRibera de Duero… Sé que no ganaré, por no ser unescritor ya consagrado, y por no escribir por encargos, nipor modas, pero tampoco me importa ya…
  • 5. ¡Disfruten lo que quedó, y si vuelvo a perder, lo queserá lo más probable, a partir del finales de marzo, volveréa poner online, gratis, la edición completa del libro…! Y en breve, terminaré de montar las decenas decapítulos que ya tengo escritos para “La Promesa III”, y lospondré también gratis online… Observación: Como Facebook tiene relación con Amazón, me hanborrado unos cuanto miles de "me gusta..." Y no me dejan publicar, ni siquiera en el muro, de mipropia página del Facebook, el enlace GRATIS al primerlibro, ya que dicen que es "spam..." Mis pensamientos son de tales naúseas, que por elmomento seguiré regalando totalmente "gratis" mis libros,en mi antigua página, adonde los he restauradonuevamente... Este texto que estoy pegando al final, y que lesrecomiendo que lean "gratis", de hace muy pocos díasatrás, y escrito antes de llegar a ser de la generación"Kindle" o "Ipad", explica claramente porqué sientonaúseas...
  • 6. Hay dos Españas, una la de la imagen de la "marca"España, y a la que pertenecen la inmensa mayoría de losescritores, y de los "nuevos" escritores que triunfarán... Yque piensan que los hambrientos y desheredados deEspaña, "afean" la "imagen" de la marca España... La otra España, la de los desheredados, la de los"desechos" de la sociedad de consumo, clama por unpedazo de pan, clama por justicia, mientras que los queestán con la barriga bien llena, miran para otro lado, enparticular, los editores, y los escritores... Yo no tengo ninguna formación literaria, y mis erroresortográficos son a veces garrafales, pero no he perdidotodavía, la sensibilidad hacia el dolor de los demás... Poreso, con mis letras: ¡Clamo por justicia! Y no me importan, ni la fama, ni el poder, ni el dineroperdido... Lean, aunque yo no sea un "famoso" y rico escritor, debarriga "gorda", lean: "El becerro de oro..." El retorno de la esclavitud: "Losnuevos esclavos del Siglo XXI...http://www.slideshare.net/fcerong/el-becerro-de-oro-el-retorno-de-la-esclavitud-los-nuevos-esclavos-del-siglo-xxi

×