¿Cuál es, y porqué,
la buena
literatura?:
“La derrota como
victoria”…
Para escribir este ensayo, me he inspirado en la entrevista a Fernando Marías: http://www.irc-
hispano.es/noticias/charlas...
Hemingway, fue un cronista de la vida, del vivir, y de la
condición humana…
Hemingway se acercó y vivió conflictos terribles, como
las guerras de su época, la guerra civil española, y la
segunda gue...
Eso es la literatura, la literatura con letras
mayúsculas…
Porque el resto, que es lo que, en general, y hoy en
día, proli...
Desafiar, y desafiarnos a nosotros mismos...
Y también sobrevivir, en un amor, decepción, y
desencanto, por todo y por nad...
El buen escritor, como Hemingway, da una mirada
profética sobre aquellos derroteros, que ya encarrilaban al
mundo, dando l...
Por eso, un buen escritor es alguien que pone en
palabras, las inquietudes que siente fluir dentro de él…
Y la mala litera...
Un escritor desconocido, y que haga buena literatura,
debe escribir su propia verdad…
Cuando vi mi primer libro, terminado...
La buena literatura, la hacen los libros que hablan
hondamente, del ser humano…
Luego, y además, la buena literatura debe ...
Pero lo más curioso, es que un buen escritor, recuerda
siempre las vivencias… Aunque ya no sean intensas,
aunque estén en ...
Así, sólo perduran los libros, que hablan del ser
humano, que es lo que hace a la buena literatura... Los
demás, todos los...
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

¿Cuál es, y porqué, la buena literatura?: "Un hombre puede estar destruido, pero no derrotado..." ( El enlace online para leer "La Promesa I" es: http://www.slideshare.net/fcerong/la-promesa-version-final )

6,232 views

Published on

Heme aquí, casi dos años después de haber escrito el primer libro, escribiendo también el segundo libro…

¿Y que pasó entremedio y mientras tanto?

Que no pude, no pude cumplir la promesa que no le hice a mi hijo, la promesa de volver a verle…

Y a lo peor, que ya sé, a ciencia cierta, y casi con total y absoluta certeza, que no podré cumplirla nunca…

¡Nunca jamás volveré a ver a mi hijo pequeño! ¡Nunca jamás podré volver a criarlo! ¡Nunca jamás volveremos a reír juntos!

Y lo sé, por todo lo que ha pasado en todo este tiempo, el suficiente tiempo, y los suficientes hechos, como para poder llegar a concluirlo así…

¿Y que me quedó entonces? ¿Qué me quedó por hacer?

Sólo lo que ya hice anteriormente, escribir…

Escribir, para contarle a mi niño, lo que ya nunca podré vivir con él, para contarle lo que pasó…

Porque así y ahora, y como el no sabe lo que le escribo, ni lo que le escribí, así y ahora también, y cuando sea grande, y cuando yo ya no esté, presente en este mundo, mi niño, mi adorado niño, podrá saber, y por sí mismo, porqué se quedó sin un padre…

Y también podrá saber, todo lo que hizo su padre, ya vencido y derrotado por la vida, todo lo que hizo y no dejó de hacer, para volver a verle…

Recordarán, los que ya me leyeron, los que leyeron mi primer libro, que me arruiné, que me divorcié, y que me quedé también, sin casa y sin trabajo, en España…

Y así, mi niño, al emigrar yo para sobrevivir, al emigrar y repatriarme a mi otra tierra, Latinoamérica, mi niño también, se quedó en España, se quedó y sin un padre…

Y por eso, de todos ellos, de todos los “indignados”, yo mismo, yo soy el primer “indignado”…

¿Porque qué reclaman los “indignados” de la Puerta del Sol en Madrid?

Reclaman lo mismo que yo, lo mismo que yo reclamé y escribí, hace ya casi dos años: ¡Reclaman pan y trabajo!

Y por eso, por no tener pan y trabajo, por eso, y por ser un solo hombre, un hombre solo, no pude, no pude y como todos ellos, como todos los “indignados”, acampar en el kilómetro cero de España, acampar en la Puerta del Sol…

Y así, para expresar mi protesta, mi protesta por no tener también pan y trabajo, por estar tan desnudo, sólo me quedaron, y como única protesta, estas letras, estas humildes letras, que escribí y como un padre “indignado”, que escribí en mi primer libro “La Promesa”… ( http://tiny.cc/9qeos )

Y eso me hizo, y sin saberlo ni yo mismo, me hizo escritor…

Y por eso ahora, ahora también sigo escribiendo, para continuar con mi protesta, para no dejar de ser nunca un “indignado”…

Porque si me resigno, si me resigno ante la injusticia, ante todas las injusticias, entonces sí, entonces de verdad, entonces si que estaré derrotado…

Published in: Education
2 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Quisiera hacerle la siguiente aclaración, si hay algo que en ningún momento han pedido los indignados de la Puerta del Sol es 'pan y trabajo'. Los verdaderos indignados no podemos mezclarnos con gente que se descalifican por si mismos.
       Reply 
    Are you sure you want to  Yes  No
    Your message goes here
  • Heme aquí, casi dos años después de haber escrito el primer libro, escribiendo también el segundo libro…

    ¿Y que pasó entremedio y mientras tanto?

    Que no pude, no pude cumplir la promesa que no le hice a mi hijo, la promesa de volver a verle…

    Y a lo peor, que ya sé, a ciencia cierta, y casi con total y absoluta certeza, que no podré cumplirla nunca…

    ¡Nunca jamás volveré a ver a mi hijo pequeño! ¡Nunca jamás podré volver a criarlo! ¡Nunca jamás volveremos a reír juntos!

    Y lo sé, por todo lo que ha pasado en todo este tiempo, el suficiente tiempo, y los suficientes hechos, como para poder llegar a concluirlo así…

    ¿Y que me quedó entonces? ¿Qué me quedó por hacer?

    Sólo lo que ya hice anteriormente, escribir…

    Escribir, para contarle a mi niño, lo que ya nunca podré vivir con él, para contarle lo que pasó…

    Porque así y ahora, y como el no sabe lo que le escribo, ni lo que le escribí, así y ahora también, y cuando sea grande, y cuando yo ya no esté, presente en este mundo, mi niño, mi adorado niño, podrá saber, y por sí mismo, porqué se quedó sin un padre…

    Y también podrá saber, todo lo que hizo su padre, ya vencido y derrotado por la vida, todo lo que hizo y no dejó de hacer, para volver a verle…

    Recordarán, los que ya me leyeron, los que leyeron mi primer libro, que me arruiné, que me divorcié, y que me quedé también, sin casa y sin trabajo, en España…

    Y así, mi niño, al emigrar yo para sobrevivir, al emigrar y repatriarme a mi otra tierra, Latinoamérica, mi niño también, se quedó en España, se quedó y sin un padre…

    Y por eso, de todos ellos, de todos los “indignados”, yo mismo, yo soy el primer “indignado”…

    ¿Porque qué reclaman los “indignados” de la Puerta del Sol en Madrid?

    Reclaman lo mismo que yo, lo mismo que yo reclamé y escribí, hace ya casi dos años: ¡Reclaman pan y trabajo!

    Y por eso, por no tener pan y trabajo, por eso, y por ser un solo hombre, un hombre solo, no pude, no pude y como todos ellos, como todos los “indignados”, acampar en el kilómetro cero de España, acampar en la Puerta del Sol…

    Y así, para expresar mi protesta, mi protesta por no tener también pan y trabajo, por estar tan desnudo, sólo me quedaron, y como única protesta, estas letras, estas humildes letras, que escribí y como un padre “indignado”, que escribí en mi primer libro “La Promesa”… ( http://tiny.cc/9qeos )

    Y eso me hizo, y sin saberlo ni yo mismo, me hizo escritor…

    Y por eso ahora, ahora también sigo escribiendo, para continuar con mi protesta, para no dejar de ser nunca un “indignado”…

    Porque si me resigno, si me resigno ante la injusticia, ante todas las injusticias, entonces sí, entonces de verdad, entonces si que estaré derrotado…

    Y como no quiero, ni aún vencido, darme por vencido, por eso, y como no puedo manifestarme en la Puerta del Sol en Madrid, en España, y como todo el resto de mis “indignados” compatriotas, por eso, me “manifiesto” y con estas mis letras…
       Reply 
    Are you sure you want to  Yes  No
    Your message goes here
No Downloads
Views
Total views
6,232
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
209
Actions
Shares
0
Downloads
1
Comments
2
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

¿Cuál es, y porqué, la buena literatura?: "Un hombre puede estar destruido, pero no derrotado..." ( El enlace online para leer "La Promesa I" es: http://www.slideshare.net/fcerong/la-promesa-version-final )

  1. 1. ¿Cuál es, y porqué, la buena literatura?: “La derrota como victoria”…
  2. 2. Para escribir este ensayo, me he inspirado en la entrevista a Fernando Marías: http://www.irc- hispano.es/noticias/charlas/479-lee-la-charla-con-el-escritor-fernando-marias-en-el- canal-literatura-del-chat-irc-hispano , y en el artículo de Winston Manrique Sabogal, sobre Ernest Hemingway, a los 50 años de su suicidio: http://blogs.elpais.com/papeles-perdidos/2011/07/hemingway-50-anos-de-su-muerte- la-derrota-como-victoria.html Hoy día, veintiséis de setiembre, es el día de mi cincuenta y dos cumpleaños… El año pasado, y por estas mismas fechas, tuve que pasar el cumpleaños, más sólo y hambriento, de toda y mi entera vida, porque no sólo estaba, sólo, sino y además, estaba destruido… Destruido, por mi ruina económica, porque llevaba casi un mes entero sin comer, absolutamente nada, porque había dejado, al otro lado del mundo, no ya toda mi vida anterior, de más de un cuarto de siglo, sino y además, lo que más quería en el mundo: ¡Mis tres hijos! Y así, estaba destruido, pero no estaba derrotado… Porque como decía Hemingway: "Un hombre puede ser destruido, pero no derrotado"…
  3. 3. Hemingway, fue un cronista de la vida, del vivir, y de la condición humana…
  4. 4. Hemingway se acercó y vivió conflictos terribles, como las guerras de su época, la guerra civil española, y la segunda guerra mundial… Hemingway es, ese escritor que contó, cómo pueden surgir y manifestarse las emociones, ante una tristeza o una alegría, cómo llevamos todos, a un héroe dormido, que a veces más vale, que no despierte, o cómo la fanfarronería, la vanidad, y la superficialidad, quedan reducidas a cenizas, ante la adversidad… En sus letras se pueden apreciar, el honor, la honradez, el coraje, y el orgullo, y el valor, en todos sus matices… Pero por sobre todo, sus escritos transmiten esa pasión por la vida, por querer ser parte de ella… Y a pesar, de sí mismo, y de todo… Todo en una narración, en unas historias, cuyo sentido, nos llega, sin que lo notemos… Y en las que pone a dudar, sobre qué es la derrota, qué es la victoria, y la dimensión, de cada una de ellas…
  5. 5. Eso es la literatura, la literatura con letras mayúsculas… Porque el resto, que es lo que, en general, y hoy en día, prolifera abundantemente, y a lo que se le suele dar y además, casi todos los premios literarios… El resto que es, para usar y tirar… No deja huella ninguna, no es trascendente para nada… Porque lo que es trascendente, eso es el arte de la literatura, y eso es lo que nos regala, los buenos momentos, cada vez que leemos… Los buenos escritores son aquellos, que han vivido sus años, como los vivió Hemingway, bordeando el abismo… Asomándose a éste, como un adolescente feliz e inconsciente, que quiere saber, qué hay al fondo del desfiladero… Qué se siente, en los lindes de la vida, y la muerte…
  6. 6. Desafiar, y desafiarnos a nosotros mismos... Y también sobrevivir, en un amor, decepción, y desencanto, por todo y por nada… Es entonces, cuando todos los mitos, tópicos y simbolismos, rodean al escritor... Rodean al escritor, en una derrota, que le da la victoria más importante: La de la moral, la de la ética, la de la dignidad, la de gallardía, la del valor… Y si todo ello se escribe, con un despojamiento de arandelas literarias, sin perder la belleza, o creando otra, y con tal claridad, que provoca el efecto maravilloso, de la frase a frase, en una acumulación de intriga, y sensaciones, que se encaminan hacia un final inolvidable, tanto por la forma escrita, como por el fondo que esconde, y por todo lo que transmite…
  7. 7. El buen escritor, como Hemingway, da una mirada profética sobre aquellos derroteros, que ya encarrilaban al mundo, dando la espalda a los maestros, pensado en que ya no tienen mucho que aportar, y ensalzado la juventud a ultranza, y así enviando hoy en día, un único mensaje, una atroz falacia a los pobladores de este nuestro mundo: "Solo enfréntate a algo que sepas que vas a ganar, y olvídate de las convicciones"… Este mensaje, que toda la sociedad en su conjunto, transmite a los que van llegando, a nuestros jóvenes, es la creación de un héroe derrotado, derrotado siquiera y antes, de llegar a empezar… Y por eso, hoy más que nunca, hay que leer, leer buena literatura… ¿Y cuál es la buena literatura? Es aquella en la que el lector, cuando mira la primera línea del libro, es seducido por el texto... Un buen escritor, es aquel que seduce con cada palabra, haciendo que el lector pase, a la página siguiente seducido, ansiando aún leer más…
  8. 8. Por eso, un buen escritor es alguien que pone en palabras, las inquietudes que siente fluir dentro de él… Y la mala literatura, la que además gana hoy en día, la mayoría de los premios literarios, es aquella que hacen los escritores que escriben para seguir modas, o por cumplir encargos de todo tipo… En cambio, un buen escritor, un escritor como Hemingway, en sus libros, se cuenta a sí mismo… Escribe su biografía… Esos son los buenos escritores, y la literatura que hacen, esa es la buena literatura… Y así hoy en día, tan llenos de escritores de “usar y tirar”: ¿Cuál es el camino a seguir, en la actualidad, para que un escritor ignoto, un escritor de verdad, un escritor y de los buenos, deje de serlo? Un escritor es bueno, aunque sea un desconocido, cuando apuesta resueltamente por aquello, que de verdad siente que debe escribir…
  9. 9. Un escritor desconocido, y que haga buena literatura, debe escribir su propia verdad… Cuando vi mi primer libro, terminado, impreso, y enviado a competir, al Premio Alfaguara 2010, y que además perdí… Cuando vi mi primer libro, me sentí repentinamente desnudo, como si además de mi propio cuerpo, todos mis sentimientos, dudas, angustias, deseos, y culpas, estuviesen expuestos, a todo aquel que quisiera mirar… Esto es el pudor del escritor… Y el buen escritor, debe perderlo, tiene que lograr librarse de él… Transformándose así, en un escritor, totalmente impúdico… Un escritor, que escriba buena literatura, debe sentir que nada tiene más ley, que las mismas palabras, que él mismo ha escrito… Por eso yo mismo, escribí en mis libros, que la literatura me permitió ser absolutamente libre, inventándome un reino de libertad y amor...
  10. 10. La buena literatura, la hacen los libros que hablan hondamente, del ser humano… Luego, y además, la buena literatura debe tener una trama que sorprenda, y atrape al lector… Y por último, la buena literatura es aquella, donde la escritura no es pretenciosa, donde la belleza proviene, de la fusión perfecta, de lo que el escritor quiere contar, y cómo lo cuenta… Siempre, lo más interesante de la experiencia de escribir, para un escritor, para un buen escritor, es conseguir que todo tenga coherencia, y que el libro, pueda leerse, sin salirse del mismo, creando un mundo propio y habitado, habitado por el lenguaje, el lenguaje que nos contiene a todos, a todos y a cada uno, de todos nosotros… Los buenos escritores, cuando miran un libro antiguo que escribieron, se preguntan, cómo es posible que lo escribieran...
  11. 11. Pero lo más curioso, es que un buen escritor, recuerda siempre las vivencias… Aunque ya no sean intensas, aunque estén en el cajón del olvido, recuerda los estados de ánimo, en que escribió, incluso a veces recordando las circunstancias concretas de cómo escribió... Los libros de un buen escritor, son su autobiografía… Y son lo que hacen de verdad, la buena literatura… Ahí está todo lo que sintió y también lo que dejó de sentir, ahí está todo… Por eso, los libros importantes, los libros que perduran, porque hacen literatura de verdad, la buena literatura... Sólo son aquellos libros, que se interesan por ahondar en las zonas desconocidas, oscuras, del alma humana, en sus zonas luminosas, menos exploradas…
  12. 12. Así, sólo perduran los libros, que hablan del ser humano, que es lo que hace a la buena literatura... Los demás, todos los demás, así hayan ganado la mayoría de los premios literarios de hoy en día, los demás no perduran, no perduran porque no son buena literatura… Así, escribir buena literatura, es en sí mismo un aprendizaje, una experiencia… Un buen escritor, se pone a escribir una novela y descubre, por ejemplo, que debe conocer un ambiente determinado, y adentrarse en él… En esa exploración, acabará por descubrir cosas de sí mismo, que no sospechaba… Un escritor busca dentro de sí mismo, aunque no lo sepa… ¡Por eso, escribir buena literatura es el mejor oficio del mundo!... Si usted desea juzgar y por sí mismo, si yo soy también, uno de esos buenos escritores, los enlaces online a mis libros, para leerlos gratis, son: La Promesa II: http://www.slideshare.net/fcerong/la-promesa-2 La Promesa I: http://www.slideshare.net/fcerong/indice-8484153

×