Your SlideShare is downloading. ×
  • Like
Los riesgos de las propuestas de reforma al sistema de derechos humanos de la oea
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Now you can save presentations on your phone or tablet

Available for both IPhone and Android

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

Los riesgos de las propuestas de reforma al sistema de derechos humanos de la oea

  • 320 views
Published

 

  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
    Be the first to like this
No Downloads

Views

Total Views
320
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
1

Actions

Shares
Downloads
2
Comments
0
Likes
0

Embeds 0

No embeds

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. Los riesgos de las propuestas de reforma al sistema de derechos humanos de la OEADesde hace más de una década, algunos Estados miembros de la Organización deEstados Americanos (OEA) han adelantado un proceso de reflexión sobre elfuncionamiento del sistema interamericano de protección de derechos humanos1.Como ha sido puesto de presente por Ariel Dulitzky2, este proceso ha tenido objetivosy significados distintos para los diversos actores del proceso. Así, mientras algunosEstados, órganos del sistema y organizaciones de la sociedad civil han usado el diálogoen pro del fortalecimiento o perfeccionamiento de los órganos de protección; otrosactores – principalmente algunos Estados- han buscado aprovechar la oportunidadpara debilitar los mandatos de verificación y sanción de los órganos de derechoshumanos3.Tras años de discusión este proceso cayó en una relativa inercia. Se realizaronreuniones periódicas y la Asamblea General inició la práctica de emitir resolucionesanuales en las que declaraba el problema, pero donde no se tomaba ningún tipo dedecisión para debilitar o fortalecer el sistema.Sin embargo, a mediados de 2011 la naturaleza e intensidad del proceso cambiaronradicalmente. El 29 de junio de 2011, el Consejo Permanente de la OEA decidió crearun Grupo de Trabajo con el fin de profundizar el proceso de reflexión sobre elfuncionamiento de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos en el marco dela Convención Americana de Derechos Humanos y su Estatuto (AG/INF.478/11). Adicho Grupo de Trabajo se le encargó la entrega de un informe final para diciembre de2011.Las reuniones de este Grupo fueron animadas por un grupo de Estados de la regiónque tienen como pretensión limitar las competencias de supervisión de la ComisiónInteramericana. La alianza entre Estados alineados a partir de bloques políticosfuertes (como el ALBA) y otros países que recientemente han resentido la aplicaciónde mecanismos de supervisión debido a sus políticas (como Brasil o Colombia)produjo un consenso amplio que no había sido visto en décadas en la OEA. Sinembargo, como el proceso había estado estancado por tanto tiempo, muchos actoresinteresados en la protección y fortalecimiento del sistema de derechos humanos noadvirtieron las serias consecuencias de este nuevo posicionamiento. Ni la sociedad en Nelson Camilo Sánchez, Centro de Estudios de Derecho, Justicia y Sociedad - Dejusticia.1 Ver, entre otras, las siguientes resoluciones de la Asamblea General de la OEA: AG/RES. 1828 (XXXI-O/01),AG/RES. 1890 (XXXII-O/02), AG/RES. 1925 (XXXIII-O/03), AG/RES. 2030 (XXXIV-O/04), AG/RES. 2075 (XXXV-O/05), AG/RES. 2220 (XXXVI-O/06) y AG/RES. 2291 (XXXVII-O/07); AG/RES. 2675 (XLI-O/11). Del ConsejoPermanente ver: CP/doc.4329/08 corr. 1.2Dulitzky, Ariel, 50 Años del Sistema Interamericano de Derechos Humanos: Una propuesta de reflexión sobre cambiosestratégicos. The University of Texas at Austin School of Law, Austin, Texas, 2008.3Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL), “Aportes para la reflexión sobre posibles reformas alfuncionamiento de la Comisión Interamericana y la Corte Interamericana de Derechos Humanos”, documento detrabajo, Washington, D.C., 2008; Rodríguez, Diego y Claudia Martin, “La reforma del sistema interamericano dederechos humanos: una década de reflexión”, documento de trabajo, American University, Washington, D.C., 2007. 1
  • 2. general interamericana, ni la sociedad civil organizada asumieron un papel decididode participación en esta etapa del proceso. De la misma manera, pese a algunasreacciones, es posible decir que los propios órganos del sistema, como la CIDH,tuvieron un rol de bajo perfil durante esta discusión.La falta de incidencia y de participación cualificada de la sociedad en este procesoprodujo resultados poco beneficiosos para la discusión. En diciembre de 2011, elgrupo de trabajo finalizó un informe en el que se presentaron una serie derecomendaciones para modificar el funcionamiento de los órganos del sistema,principalmente la CIDH4. Si bien el sistema es perfectible y es legítimo y necesario quelos Estados miembros - así como las sociedades de la región- discutan sobre el mismoy propongan escenarios de perfeccionamiento, la mayoría de recomendaciones fijadasen el informe del Grupo de Trabajo presentan un riesgo de debilitamiento de lascompetencias de los órganos de protección. Como por ejemplo, en las siguientesmaterias:Medidas cautelares: que son aquellas que se adoptan cuando hay personas en riesgosurgentes y merecen protección inmediata (como es el caso de muchos defensores dederechos humanos, o de pueblos indígenas que enfrentan el riesgo de que actividadesextractivas acaben con sus territorios y sus culturas). Los Estados afirman que noestán expresamente establecidas en el Estatuto y sugieren incluirlas, pero limitandosu alcance.Informes sobre los países de mayor preocupación: La CIDH en su informe anual reservaun espacio para tratar los temas y países de mayor preocupación. Los Estadospretenden que se modifique por un sistema en donde no se individualicen los paísessino que más bien investigue periódicamente a todos como hace el Examen PeriódicoUniversal de Naciones Unidas.Relatoría sobre libertad de expresión: La dependencia encargada especialmente de lalibertad de expresión y que ha sido central para denunciar casos como el de lasabusivas sanciones al diario El Universal del Ecuador y a sus colaboradores es uno delos objetivos centrales de países como Ecuador y Venezuela. Con la reforma pretendenbajar su perfil impidiéndole que publique informes autónomos y restringiendo sufinanciación.A diferencia de otras oportunidades en que este tipo de informes terminan sin ningúntipo de implementación o seguimiento. Los Estados interesados se movieronrápidamente para asegurar su ejecución. Así, pocos meses después, el Comité JurídicoInteramericano emitió un informe de análisis en el cual respaldó integralmente las4Informe del grupo de trabajo Especial de Reflexión sobre el Funcionamiento de la Comisión Interamericana deDerechos Humanos para el Fortalecimiento del Sistema Interamericano de Derechos Humanos para laconsideración del Consejo Permanente (Adoptado por el Grupo de Trabajo en su reunión del 13 de diciembre de2011) GT/SIDH 13/11 rev. 2. 2
  • 3. recomendaciones del Grupo de Trabajo5. Igualmente, el Secretario General de laOrganización, José Miguel Insulza, presentó un informe de seguimiento en el querecomendó que para cumplir las recomendaciones los Estados deberían modificar elEstatuto de la CIDH6.Los documentos fueron puestos entonces a consideración de los Estados en la 42ºAsamblea General de la OEA realizada en junio pasado en Cochabamba, Bolivia. Allí,los países del Alba afilaron su estrategia jurídica con una agresiva campaña deincidencia política encabezada por el propio presidente de Ecuador, Rafael Correa.Públicamente se hicieron críticas frontales al sistema interamericano y a sus órganosde protección de derechos, mientras que a puerta cerrada los Estados discutieroncómo implementar las recomendaciones.Si bien algunos Estados fueron más cautelosos y pidieron moderar el alcance de laspropuestas o sentaron una posición de defensa del sistema de derechos humanos, losEstados que encabezan este proceso, usando como plataforma otras iniciativas subregionales como el Alba y Unasur, hábilmente amenazaron con renunciar a sumembresía en la Organización si la modificación no se aprobaba7.Finalmente, la presión surtió efecto y la Asamblea General emitió una resolución en lacual decidió encargar al Consejo Permanente que formule propuestas para suaplicación, las cuales deberán ser puestas a la consideración de una Asamblea GeneralExtraordinaria en seis meses, o “a más tardar” en el primer trimestre de 2013 8. Esdecir, el plazo es extremadamente corto. Pese a que la resolución establece que debenhacerse consultas con “las partes interesadas”, la limitación de los plazos y la falta dereglas concretas muestra los riesgos de que el proceso se siga llevando a cabo sin lasvoces y la participación de todos los actores interesados y posiblemente afectados poresta reforma.Es importante notar que no se ha hecho una modificación de los Estatutos de la CIDHdesde la Asamblea General de La Paz, Bolivia, en 1979. Esto quiere decir que, a pesarde haber vivido tiempos difíciles frente a contextos de gobiernos autócratas ydictatoriales, la CIDH logró mantener sus competencias. Las mismas que hoy en díaponen en riesgo los denominados gobiernos democráticos y participativos de laregión. Por ello, la calidad de la democracia de las Américas está en juego en esteproceso: con la suerte que corra esta discusión - tanto en sus aspectos procesales,5 CJI/RES. 192 (LXXX-O/12) Fortalecimiento del Sistema Interamericano de Protección y Promoción de losDerechos Humanos e Informe sobre el Fortalecimiento del Sistema Interamericano de Protección y Promoción delos Derechos Humanos. Disponible en: http://scm.oas.org/pdfs/2012/CP28284.pdf6 Informe del Secretario General sobre las Recomendaciones del Grupo de Trabajo de Reflexión del ConsejoPermanente sobre el Funcionamiento de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos para elFortalecimiento del Sistema Interamericano de Derechos Humanos y del Comité Jurídico Interamericano.Documento: CP/Doc.4711/12.7 En el corazón de este proceso ha estado Venezuela, cuyo gobierno ha hecho público durante meses su intenciónde “renunciar” a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. En la medida en que la CIDH tiene no solo unabase convencional derivada de la Convención Americana de Derechos humanos, sino que de hecho hace parte de lapropia Carta de la OEA, para cumplir con este objetivo, Venezuela – o cualquier otro estado de la región – tendríaque renunciar a la Organización Regional para impedir el seguimiento del órgano de derechos humanos.8 OEA. Asamblea General. AG/RES. 2761 (XLII-O/12). 3
  • 4. como en las decisiones sustantivas – se mostrará qué tipo de democracia se vive ennuestros países. 4