Génesis 03

  • 434 views
Uploaded on

Página organizada por categorías: http://casadeoraciondanielflores.over-blog.es/articles-blog.html; Página oficial: http://casadeoraciondanielflores.es.tl/; VISITA MI CANAL EN YOUTUBE: Esyin …

Página organizada por categorías: http://casadeoraciondanielflores.over-blog.es/articles-blog.html; Página oficial: http://casadeoraciondanielflores.es.tl/; VISITA MI CANAL EN YOUTUBE: Esyin Calderón Valverde

More in: Spiritual
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
No Downloads

Views

Total Views
434
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2

Actions

Shares
Downloads
9
Comments
0
Likes
1

Embeds 0

No embeds

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. ESTUDIO BÍBLICO Dr. Esyin Calderón Valverde CASA DE ORACIÓN Daniel Flores, Pérez Zeledón Costa Rica Génesis Capítulo 3Página Webb: http://casadeoraciondanielflores.es.tl/Busque éstas presentaciones comentadas en la página webb mencionada.
  • 2. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,1 Versión de los Setenta (Septuaginta) 1Y la serpiente era el animal más astuto del campo que hizo YHVH Elohim, y dijo a la varona: —¿Realmente dijo Elohim “no comáis de todo árbol del huerto”? 1La serpiente era más astuta que todos los 1 La serpiente era el más astuto de todos animales del campo que Jehová Dios había los animales del campo que Yahveh Dios hecho, y dijo a la mujer: —¿Conque Dios os había hecho. Y dijo a la mujer: «¿Cómo es ha dicho: “No comáis de ningún árbol del que Dios os ha dicho: No comáis de ninguno huerto”? de los árboles del jardín?» Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 3. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,2 Versión de los Setenta (Septuaginta) 2Y dijo la varona a la serpiente: — Del fruto del árbol del huerto comemos, 2La mujer respondió a la serpiente: —Del 2 Respondió la mujer a la serpiente: fruto de los árboles del huerto podemos «Podemos comer del fruto de los árboles del comer, jardín. Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 4. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,3 Versión de los Setenta (Septuaginta) 3y del fruto del árbol que en medio del huerto , Elohim dijo no comeréis y no lo tocaréis o moriréis. 3pero del fruto del árbol que está en medio 3 Mas del fruto del árbol que está en medio del huerto dijo Dios: “No comeréis de él, ni lo del jardín, ha dicho Dios: No comáis de él, ni tocaréis, para que no muráis”. lo toquéis, so pena de muerte.» Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 5. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,4 Versión de los Setenta (Septuaginta) 4Y dijo la serpiente a la varona: — No moriréis. 4Entonces la serpiente dijo a la mujer: —No 4 Replicó la serpiente a la mujer: «De ninguna moriréis. manera moriréis. Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 6. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,5 Versión de los Setenta (Septuaginta) 5Porque Elohim sabe que el día que comáis de él serán abiertos vuestros ojos y seréis como Elohim, conocedores del bien y el mal. 5 Es que Dios sabe muy bien que el día en 5Pero Dios sabe que el día que comáis de él que comiereis de él, se os abrirán los ojos y serán abiertos vuestros ojos y seréis como seréis como dioses, conocedores del bien y Dios, conocedores del bien y el mal. del mal.» Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 7. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,6 Versión de los Setenta (Septuaginta) 6Y vio la varona que el árbol era bueno para comer, agradable a los ojos y deseable el árbol para hacerse sabio, y tomó de su fruto y comió; y dio también a su marido, el cual comió al igual que 6Al ver la mujer que el árbol era bueno para ella. 6 Y como viese la mujer que el árbol era comer, agradable a los ojos y deseable para bueno para comer, apetecible a la vista y alcanzar la sabiduría, tomó de su fruto y excelente para lograr sabiduría, tomó de su comió; y dio también a su marido, el cual fruto y comió, y dio también a su marido, comió al igual que ella. que igualmente comió. Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 8. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,7 Versión de los Setenta (Septuaginta) 7Yfueron abiertos los ojos de ellos dos y conocieron que estaban desnudos y cosieron hojas de higuera y se hicieron cinturones. 7Entonces fueron abiertos los ojos de ambos 7 Entonces se les abrieron a entrambos los y se dieron cuenta de que estaban desnudos. ojos, y se dieron cuenta de que estaban Cosieron, pues, hojas de higuera y se desnudos; y cosiendo hojas de higuera se hicieron delantales. hicieron unos ceñidores. Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 9. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,8 Versión de los Setenta (Septuaginta) 8Y oyeron la voz de YHVH Elohim andando en el huerto, al aire del día; y se escondió el hombre y su mujer se escondieron de la faz de de YHVH Elohim entre los árboles del huerto. 8Luego oyeron la voz de Jehová Dios que se 8 Oyeron luego el ruido de los pasos de paseaba por el huerto, al aire del día; y el Yahveh Dios que se paseaba por el jardín a hombre y su mujer se escondieron de la la hora de la brisa, y el hombre y su mujer presencia de Jehová Dios entre los árboles se ocultaron de la vista de Yahveh Dios por del huerto. entre los árboles del jardín. Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 10. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,9 Versión de los Setenta (Septuaginta) 9Y llamó YHVH Elohim al hombre, y le dijo: — ¿Dónde tú? 9Pero Jehová Dios llamó al hombre, y le preguntó: —¿Dónde estás? 9 Yahveh Dios llamó al hombre y le dijo: «¿Dónde estás?» Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 11. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,10 Versión de los Setenta (Septuaginta) 10Y dijo: —tu voz oí en el huerto y tuve miedo, porque estaba desnudo; temí. 10Élrespondió: —Oí tu voz en el huerto y 10 Este contestó: «Te oí andar por el jardín y tuve miedo, porque estaba desnudo; por tuve miedo, porque estoy desnudo; por eso eso me escondí. me escondí.» Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 12. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,11 Versión de los Setenta (Septuaginta) 11Y dijo ¿quién te dijo que estabas desnudo? ¿Acaso has comido del árbol del cual yo te mandé que no comieras? 11Entonces Dios le preguntó: —¿Quién te enseñó que estabas desnudo? ¿Acaso has 11 El replicó: «¿Quién te ha hecho ver que comido del árbol del cual yo te mandé que estabas desnudo? ¿Has comido acaso del no comieras? árbol del que te prohibí comer?» Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 13. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,12 Versión de los Setenta (Septuaginta) 12Y dijo el hombre: —La varona que me diste para estar conmigo me dio del árbol, y comí. 12El hombre le respondió: —La mujer que me diste por compañera me dio del árbol, y yo 12 Dijo el hombre: «La mujer que me diste comí. por compañera me dio del árbol y comí.» Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 14. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,13 Versión de los Setenta (Septuaginta) 13Y dijo YHVH Elohim a la varona: —¿Qué es lo que has hecho? Y dijo la varona: —La serpiente me engañó, y comí. 13Entonces Jehová Dios dijo a la mujer: — 13 Dijo, pues, Yahveh Dios a la mujer: ¿Qué es lo que has hecho? Ella respondió: — «¿Por qué lo has hecho?» Y contestó la La serpiente me engañó, y comí. mujer: «La serpiente me sedujo, y comí.» Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 15. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,14 Versión de los Setenta (Septuaginta) 14Y dijo YHVH Elohim a la serpiente: —Porque hiciste esto, maldita serás entre todas las bestias y entre todos los animales del campo. Sobre tu vientre te arrastrarás y polvo comerás todos los Y Jehová Dios de tu vida. 14 días dijo a la serpiente: —Por 14 Entonces Yahveh Dios dijo a la serpiente: cuanto esto hiciste, maldita serás entre «Por haber hecho esto, maldita seas entre todas las bestias y entre todos los animales todas las bestias y entre todos los animales del campo. Sobre tu vientre te arrastrarás y del campo. Sobre tu vientre caminarás, y polvo comerás todos los días de tu vida. polvo comerás todos los días de tu vida. Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 16. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,15 Versión de los Setenta (Septuaginta) 15Y enemistad pondré entre ti y la varona, y entre tu descendencia y su descendencia; ella te aplastará la cabeza, y tú la herirás en el 15Pondré talón. enemistad entre ti y la mujer, y 15 Enemistad pondré entre ti y la mujer, y entre tu simiente y la simiente suya; esta te entre tu linaje y su linaje: él te pisará la herirá en la cabeza, y tú la herirás en el talón. cabeza mientras acechas tú su calcañar.» Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 17. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,16 Versión de los Setenta (Septuaginta) 16A la varona dijo: —Aumentaré tu dolor y tu parto, en dolor criarás hijos, tu deseo será para tu marido y él mandará 16A en ti. la mujer dijo: —Multiplicaré en gran 16 A la mujer le dijo: «Tantas haré tus manera los dolores en tus embarazos, con fatigas cuantos sean tus embarazos: con dolor darás a luz los hijos, tu deseo será dolor parirás los hijos. Hacia tu marido irá tu para tu marido y él se enseñoreará de ti. apetencia, y él te dominará. Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 18. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,17 Versión de los Setenta (Septuaginta) al hombre dijo: —Por 17Y cuanto escuchaste a la voz de tu mujer y comiste del árbol de que te mandé diciendo: “No comerás de él”, maldito el suelo por tu causa; con dolor comerás de él todos los días de tu vida, 17Y al hombre dijo: —Por cuanto obedeciste a 17 Al hombre le dijo: «Por haber escuchado la voz de tu mujer y comiste del árbol de que la voz de tu mujer y comido del árbol del que te mandé diciendo: “No comerás de él”, yo te había prohibido comer, maldito sea el maldita será la tierra por tu causa; con dolor suelo por tu causa: con fatiga sacarás de él comerás de ella todos los días de tu vida, el alimento todos los días de tu vida. Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 19. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,18 Versión de los Setenta (Septuaginta) 18y espinos y cardos te producirá y comerás plantas del campo. 18espinos y cardos te producirá y comerás 18 Espinas y abrojos te producirá, y comerás plantas del campo. (RV 95) la hierba del campo. Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 20. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,19 19Con el sudor de tu frente comerás el pan, hasta que regreses al suelo, porque de el fuiste tomado; pues polvo eres y al polvo volverás. 19Con el sudor de tu rostro comerás el pan, 19 Con el sudor de tu rostro comerás el pan, hasta que vuelvas a la tierra, porque de ella hasta que vuelvas al suelo, pues de él fuiste fuiste tomado; pues polvo eres y al polvo tomado. Porque eres polvo y al polvo volverás. tornarás.» Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 21. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,20 Versión de los Setenta (Septuaginta) 20Y llamó el hombre por nombre a su mujer Eva, porque ella sería madre de todos los vivientes. 20A su mujer Adán le puso por nombre Eva, por cuanto ella fue la madre de todos los 20 El hombre llamó a su mujer «Eva», por vivientes. ser ella la madre de todos los vivientes. Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 22. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,21 Versión de los Setenta (Septuaginta) 21Ehizo YHVH Elohim para el hombre y su mujer vestidos de piel, y los vistió. 21Y Jehová Dios hizo para el hombre y su 21 Yahveh Dios hizo para el hombre y su mujer túnicas de pieles, y los vistió. mujer túnicas de piel y los vistió. Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 23. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,22 Versión de los Setenta (Septuaginta) 22Y dijo YHVH Elohim: «El hombre ha venido a ser como uno de nosotros, conocedor del bien y el mal; ahora, pues, que no alargue su mano, tome también del árbol de la vida, coma y viva para 22 Y dijo Yahveh Dios: «¡He aquí que el Luego dijo Jehová Dios: «El hombre ha 22 hombre ha venido a ser como uno de siempre». venido a ser como uno de nosotros, nosotros, en cuanto a conocer el bien y el conocedor del bien y el mal; ahora, pues, mal! Ahora, pues, cuidado, no alargue su que no alargue su mano, tome también del mano y tome también del árbol de la vida y árbol de la vida, coma y viva para siempre» comiendo de él viva para siempre.» Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 24. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,23 Versión de los Setenta (Septuaginta) 23Y lo envió YHVH Elohim del huerto de Edén, a trabajar del suelo del que fue tomado. 23 Y le echó Yahveh Dios del jardín de Edén, 23Ylo sacó Jehová del huerto de Edén, para para que labrase el suelo de donde había sido que labrara la tierra de la que fue tomado. tomado. Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975
  • 25. Original Hebreo CASA DE ORACIÓN, DANIEL FLORES, PÉREZ ZELEDÓN, COSTA RICA GÉNESIS 3,24 Versión de los Setenta (Septuaginta) 24Yexpulsó al hombre y puso al Este del huerto del Edén y una espada encendida que daba vueltas para guardar el camino del árbol de la vida. 24Echó, pues, fuera al hombre, y puso querubines al oriente del huerto de Edén, y 24 Y habiendo expulsado al hombre, puso una espada encendida que se revolvía por delante del jardín de Edén querubines, y la todos lados para guardar el camino del árbol llama de espada vibrante, para guardar el de la vida. camino del árbol de la vida. Reina Valera 1995 Biblia Jerusalén 1975