Guia de-promocion-de-salud

2,742 views
2,621 views

Published on

0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
2,742
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
9
Actions
Shares
0
Downloads
49
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Guia de-promocion-de-salud

  1. 1. GUÍA DE PROMOCIÓN DE SALUD ÁREA 1 de ATENCIÓN PRIMARIA de MADRID. Para trabajar con Agentes de Salud Comunitarios
  2. 2. GUÍA DE PROMOCIÓN DE SALUD PARA AGENTES DE SALUD COMUNITARIOS 2
  3. 3. Agradecimientos: Al Programa de Actividades Comunitarias en Atención Primaria (PACAP) de la SociedadEspañola de Medicina Familiar y Comunitaria (semFYC) por haber otorgado el primer premio delaño 2000 a este proyecto. A la Gerencia de Atención Primaria del Área 1 del Instituto Madrileño de la Salud. A las/los profesionales de los Centros de Salud de: Adelfas, Alcalá de Guadaira, Ángela Uriarte,Arganda del Rey, Arroyo Media Legua (E.A.P. Aldebarán), Artilleros, Buenos Aires, Campo de laPaloma, Campo Real, Cerro Almodóvar, Entrevías, José María Llanos, La Paz, Moratalaz, Pacífico,Rafael Alberti, Valdebernardo, Vandel, Vicente Soldevilla, Villa de Vallecas, Villablanca, y Villarejode Salvanés. A los movimientos sociales de la Plataforma de defensa y mejora de la Sanidad Pública delÁrea 1 de Madrid por su estímulo, apoyo y participación. A Mª José Pérez Jarauta, experta en salud pública y EpS del Instituto de Salud Pública delGobierno de Navarra por sus enseñanzas y al Instituto de Salud Pública del Gobierno de Navarrapor su colaboración. Al apoyo administrativo de la Gerencia del Área 1: Mª Ángeles Manso Rodríguez, MaribelJiménez Velasco, Inmaculada Martín Grande, Rosario Moldón Bermejo, Amparo Estelles Ruiz yClara Ladrón de Guevara Martínez. 3
  4. 4. TÍTULO: GUÍA DE PROMOCIÓN DE SALUD PARA AGENTES DE SALUD COMUNITARIOS. Autoras y autores: Por Centros de Interés: Salud-enfermedad: Raquel Baños Morras (Médica), Andrés Félix Fernández García (Médico),Mª José García Berral (Enfermera), Mª José Iglesias Piñeiro (Médica), Victoria Martín Moya (AuxiliarEnfermería), Lilia Ravine de Siguas (Enfermera). Autocuidados: Ana Arnaiz Kompanietz (Médica), Begoña Ayuso de la Torre (Enfermera), MªTeresa Blas Hernández (Enfermera), Concepción Delgado Sanz (Médica), Mª Jesús HernandoSalamanca (Enfermera), Matilde Jordán Martín (Enfermera), Ana Isabel Monzón Bueno (Pediatra),Encarnación Ruipérez Rodríguez (Enfermera). Educación para la salud: Mª del Mar Alba Sánchez (Médica), Ana Arreche Artajo (Médica),Clara Eugenia Balboa Esperanza (Médica), Mercedes Bermejo Sanchís (Enfermera), Rafael JoaquínGarcía Delgado (Médico), Adriana Sarriés Ulzurrún ((Enfermera) y Mª Dolores Pérez Quirós (Médica). Salud medioambiental: Antonio Baena Mauro (Médico), Pilar Bermejo Ortega (Médica), MªÁngeles Buendía Segovia (Enfermera), Belén de Llamas Arauz (Médica), Osvaldo de Negri Raffo(Enfermero), Isabel Díaz Martínez (Médica), Pilar Ferrera Ahijado (Enfermera), Mª Teresa JubeteVázquez (Médica), Margarita López Rojas (Médica), Mª Elena Martín Ramos (Médica), FranciscaMartínez Marín (Auxiliar Administrativa), Tubal Remacha Hurtado (Enfermero), Julia Sánchez Sanz(Auxiliar de Enfermería), Rosana Triviño Caballero (Fisioterapeuta) e Inmaculada Villalaín González(Médica). Modelos de atención a la salud: Cristina Abad Sanz (Enfermera), Rosa Bajo Viña (Médica),Yolanda Bonilla Palomares (Trabajadora Social), Faustina Buenestado Gañán (Médica), Mª CarmenFolguera Álvarez (Enfermera), Ana Mª Gómez Mesa (Médica), Tomás Hernández de las Heras(Médico), Rocío Mateo Ciria (Enfermera), Francisca Menchero Pinos (Pediatra), Margarita MiguelBermejo (Médica), Juan Luis Ruiz-Giménez Aguilar (Médico). Planificación y programación en salud: Raquel Arrazola Garay (Enfermera), Silvia GarcíaVila (Fisioterapeuta), Ana Isabel González Cebrecos (Enfermera), Luis Gimeno Feliu (Médico), RocíoLópez Recio (Médica), Mª Teresa Martínez Ruiz (Médica), Mª Antonia Mata González (Enfermera), MªJesús Pascual Santamaría (Enfermera), Nieves Inés Sánchez-Camacho Gómez-Cambronero(Auxiliar Administrativa). Uso racional de recursos: Antonio Atienza García (Trabajador Social), Luisa Fernanda BenitoHerranz (Enfermera), Josefa Calderón Ayuso (Matrona), Mª Isabel Castillo Leganés (Médica), MateoGonzález Martín (Auxiliar Administrativo), Alicia Pérez García (Médica), José Mª Ramos Román(Médico). Participación comunitaria: Mª José Álvarez González (Médica), Iciar Fernández-AlarcónMedina (M.I.R), Julia Natividad García Pascual (Médica), Natividad Montalvo Serrano (Pediatra),Carmen Mola Estébanez (Enfermera), Cecilia Muñoz Castro (Coordinadora de Sanidad de Vallecas),Edith Pérez Alonso (M.I.R), Juan Luis Ruiz-Giménez Aguilar (Médico) y Diego José Villalvilla Soria(Enfermero). Equipo de coordinación: Rosa Bajo Viña, Luisa Fernanda Benito Herranz, Mercedes BermejoSanchís, Mª José García Berral, Matilde Jordán Martín, Mª Elena Martín Ramos, Mª Teresa MartínezRuiz, José María Ramos Román y Juan Luis Ruiz-Giménez Aguilar. Grupo revisor: Equipo de coordinación y Mª Isabel Castillo Leganés, Rafael Joaquín GarcíaDelgado, Concepción Delgado Sanz, Luis Gimeno Feliú, Carmen Mola Estébanez, Osvaldo de NegriRaffo, Edith Pérez Alonso y Alicia Pérez García. Coordinación técnica y reelaboración: Juan Luis Ruiz-Giménez Aguilar y Luisa FernandaBenito Herranz. Revisión y aportaciones: Mª José Pérez Jarauta. Instituto de Salud Pública. Gobierno de Navarra. Begoña Román Crespo. Unidad de Docencia y Formación Continuada del Área 1 4
  5. 5. Presentación Es un placer para mí, presentar este documento, que culmina un proyecto que nació de lasinquietudes del grupo de promoción de la salud de nuestra Área Sanitaria, y en cuya capaci-dad creativa confió el Programa de Actividades Comunitarias en Atención Primaria de laSociedad Española de Medicina familiar y comunitaria otorgándole el primer premio en el año2000. El Área 1 de Atención Primaria siempre ha tenido, entre sus principales líneas de actua-ción, el desarrollo y consolidación de las estrategias tendentes a convertir la promoción de lasalud en uno de los principales pilares en los que se asienta la Atención Primaria de Salud.Dentro de estas estrategias, cobra especial relevancia la implicación de la Comunidad, que esel principal objetivo de esta guía a través de la capacitación de Agentes de SaludComunitarios. Por otro lado, contribuye al cumplimiento de las líneas de promoción de Saludque viene estableciendo la OMS en las distintas conferencias internacionales desde la deOtawa en 1986. Los profesionales socio-sanitarios son cada vez más conscientes de que el trabajo educa-tivo con la comunidad es fundamental en la promoción de la salud. Estas intervenciones edu-cativas contribuyen a capacitar a las personas para que participen activamente en definir susnecesidades de salud y negociar sus propuestas para el logro de metas de salud. Por último, mi más sincera felicitación y apoyo al equipo elaborador de esta guía, más de80 profesionales de nuestra área, por su esfuerzo e ilusión, sin los cuales no hubiera sidoposible este proyecto. Alfonso Jiménez Palacios El Director Gerente de Atención Primaria Área 1 5
  6. 6. ÍNDICE GENERAL0. Antes de empezar . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .8 0.1. Esta guía . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .10 0.2. Orientaciones para el trabajo educativo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .19 0.2.1. La programación . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .19 0.2.2. El rol del educador/ educadora . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .24 Algunas lecturas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .251. Centro de Interés 1. Salud – enfermedad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .27 1.1. Centrándonos en el tema . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .30 1.2. Diseñando el programa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .57 1.2.1. Objetivos y Contenidos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .57 1.2.2. Menú de actividades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .572. Centro de Interés 2. Autocuidados . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .83 2.1. Centrándonos en el tema . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .86 2.2. Diseñando el programa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .132 2.2.1. Objetivos y Contenidos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .132 2.2.2. Menú de actividades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .1343. Centro de Interés 3. Educación para la Salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .189 3.1. Centrándonos en el tema . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .191 3.2. Diseñando el programa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .208 3.2.1. Objetivos y Contenidos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .208 3.2.2. Menú de actividades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .2094. Centro de Interés 4. Salud medioambiental . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .236 4.1. Centrándonos en el tema . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .239 4.2. Diseñando el programa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .273 4.2.1. Objetivos y Contenidos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .273 4.2.2. Menú de actividades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .2745. Centro de Interés 5. Modelos de atención a la salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .321 5.1. Centrándonos en el tema . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .324 5.2. Diseñando el programa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .359 5.2.1. Objetivos y Contenidos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .359 5.2.2. Menú de actividades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .3606. Centro de Interés 6. Planificación y programación en salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .436 6.1. Centrándonos en el tema . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .438 6.2. Diseñando el programa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .449 6.2.1. Objetivos y Contenidos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .449 6.2.2. Menú de actividades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .450 6
  7. 7. 7. Centro de Interés 7. Uso racional de bienes y servicios . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .479 7.1. Centrándonos en el tema . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .482 7.2. Diseñando el programa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .507 7.2.1. Objetivos y Contenidos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .507 7.2.2. Menú de actividades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .5088. Centro de Interés 8. Participación comunitaria en salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .561 8.1. Centrándonos en el tema . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .564 8.2. Diseñando el programa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .588 8.2.1. Objetivos y Contenidos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .588 8.2.2. Menú de actividades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .589 7
  8. 8. 0. ANTES DE EMPEZAR
  9. 9. ÍNDICE0.1. Esta guía . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .10 Introducción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .10 Promoción de la salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .10 Contexto comunitario . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .12 Problemas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .13 El por qué de esta guía . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .15 ¿Qué contiene y cómo se puede utilizar? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .170.2 Orientaciones para el trabajo educativo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .19 0.2.1. La programación . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .19 Análisis de situación . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .20 Objetivos y contenidos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .21 Actividades. Métodos y técnicas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .22 Evaluación . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .23 0.2.2. El rol del educador / educadora . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .24 Funciones Actitudes Habilidades y recursos Algunas lecturas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .25 9
  10. 10. 0.1 Esta Guía Introducción y justificación. Se parte de la consideración de la salud como derecho humano básico, definida desde una con-cepción amplia como la capacidad de desarrollar el propio potencial personal y social así como deafrontar de forma activa los retos del ambiente. Constituye un recurso para la vida y el bienestarde las personas, necesario para el disfrute y el desarrollo social. Las bases sobre las que se fundamenta esta Guía son: 1. La estrategia de promoción de salud como modelo necesario y útil en el abordaje de los pro- blemas de salud y de los servicios sanitarios. 2. La necesidad de consolidar el contexto comunitario en salud a través de una línea activa de capacitación para la acción sanitaria y de apoyo social a la participación comunitaria. 3. Las características de los problemas de salud de la población, con predominio de patologías derivadas del modelo de desarrollo, de los comportamientos, del envejecimiento y discapacida- des, con altos niveles de dependencia y de utilización de los servicios sanitarios públicos en un tiempo de crisis de los valores previamente imperantes. 1. Estrategia de promoción de la salud (en adelante PS). En las dos últimas décadas del siglo XX, la Organización Mundial de la Salud (en adelanteOMS) propició cinco conferencias internacionales, desde la de Ottawa 1986 hasta la de México2000, así como grupos múltiples de trabajo sobre la PS en el intento de identificar las estrategiasy acciones que favorecieran el progreso hacia la salud para todos. En la Carta de Ottawa (Canadá 1986) ya se establecía que “La promoción de la salud consis-te en proporcionar a los pueblos los medios necesarios para mejorar su salud y ejercer un mejorcontrol sobre la misma. Para alcanzar un estado adecuado de bienestar físico, mental y social, unindividuo o un grupo debe ser capaz de identificar y realizar sus aspiraciones, de satisfacer susnecesidades y de cambiar o adaptarse al medioambiente”. Se propusieron cinco grandes líneas de acción en su implementación: - Elaboración y desarrollo de políticas intersectoriales públicas saludables. - Creación de entornos que contribuyan a la salud. - Reforzamiento de la acción comunitaria. - Desarrollo de habilidades y actitudes personales. - Reorientación de los servicios de la salud. Existe evidencia científica suficiente para afirmar que tal estrategia contribuye al mejoramientode la salud y la prevención de enfermedades tanto en países desarrollados como en los en víasde desarrollo. La promoción de la salud actúa sobre los determinantes de la salud en cuanto queaumenta la salud de la gente, contribuye significativamente a la reducción de las desigualdades,asegura los derechos humanos a la vez que constituye un capital social. Debe por ello la salud figurar en la agenda política de muchos sectores y niveles de gobierno.Su finalidad principal es crear un entorno saludable que facilite a las personas llevar una vida sana:“Que las opciones saludables sean para los ciudadanos las más fáciles de elegir”. La finalidad de las actividades de promoción es la creación de una demanda pública, situar lascuestiones relativas a la salud en lugar preferente y convencer a los que poseen influencia (instan-cias normativas, representantes electos, profesionales, líderes políticos y grupos de interés) en suacción a favor de la salud. El desarrollo de políticas públicas saludables presenta una vertiente “macro” que compete alos gobiernos y otra “micro” insertada en la comunidad local a través de grupos, agentes y perso-nas de la comunidad que se impliquen en la identificación y mejora de aquellos aspectos de la vidacotidiana, la cultura y la actividad política relacionados con la salud. La acción comunitaria tienecomo principales objetivos: - Promocionar y consolidar la red social de sostén, las organizaciones e instituciones comuni- tarias que estimulen los modos de vida sanos como norma social y que fomenten las inicia- tivas comunitarias en pro de la salud. 10
  11. 11. - El establecimiento de sistemas que proporcionen la infraestructura para los servicios de asis- tencia sanitaria y las actividades de desarrollo afines con repercusión en la salud. Las estrategias de capitación, llamadas por ciertas escuelas de “empoderamiento”, dotan a losindividuos, familias y comunidades de los conocimientos y aptitudes que les permitirán adoptarmedidas concretas en pro de la salud y de decisiones en la esfera sanitaria. Deben ser dirigidas alpúblico y a las instancias normativas. Han de hacer uso de los cauces disponibles y acreditadospara insistir en el valor social y personal de la salud. Deben ser aplicados en los planos local ynacional, y en el hogar, la escuela, el lugar de trabajo y otros contextos de la vida comunitaria. Lasopciones individuales y colectivas saludables dependen de que exista un entorno físico, social yeconómico propicio, así como servicios e instalaciones accesibles. La ciudadanía necesita recibir información sobre la forma de mantener, proteger y promover lasalud. Así, el suministro de información, que capacita para adoptar decisiones, debe considerarsecomponente indispensable de la estrategia de salud. La información, la comunicación y la educa-ción sanitaria se colocan por tanto en el centro mismo del proceso. La OMS ya define la educación para la salud (en adelante EpS) como “Una estrategia funda-mental para lograr las metas de salud. El propósito es contribuir a construir la capacidad de las per-sonas para que participen activamente en definir sus necesidades y negociar e implantar sus pro-puestas para el logro de metas de salud. Como fin, el objetivo consiste en proporcionar a la pobla-ción los conocimientos, habilidades y destreza necesarias para la promoción y protección, de susalud individual, la de su familia y la de su comunidad”. Asimismo se señala a la Atención Primaria de Salud (en adelante APS) como un espacio privi-legiado de la educación sanitaria y, por ello, se asignan a los profesionales sociosanitarios roles,funciones y tareas que incluyen la EpS como instrumento, tanto de la promoción de salud y la pre-vención de la enfermedad, como de su cura y rehabilitación. La EpS es especialmente importante al ser las personas y las familias y no los profesionalessanitarios ni otros agentes sanitarios, quienes toman la mayor parte de las decisiones que afectana su salud. Las personas, en especial mujeres, deciden qué alimento dar a su familia, cuándo iral médico, o al hospital al que acudir, así como el seguir o no las instrucciones que reciben del per-sonal sanitario. Para que las millones de decisiones de este tipo se tomen con sensatez, la pobla-ción debe disponer de conocimientos y formación necesarios para ejercer correctamente la res-ponsabilidad individual y comunitaria. La UNESCO, proclama también la participación y responsabilidad del niño y del adulto en supropia educación: “.. deben beneficiarse de una educación que contribuya a su cultura general yles permita, en condiciones de igualdad de oportunidades, desarrollar sus facultades, su juicio per-sonal y su sentido de las responsabilidades morales y sociales y de llegar a ser un miembro útil ala sociedad”. En la conferencia de ALMA ATA (1978) se definió la estrategia de PS, y dentro de ella, se con-sideró que la APS es “la clave para alcanzar en todo el mundo un nivel aceptable de salud queforme parte del desarrollo social y se inspire en un espíritu de justicia”. La APS debe estar orientada hacia las personas y su éxito dependerá, en parte, de que sealcancen los siguientes objetivos: - Esforzarse por mejorar la salud en el hogar, en la escuela, en el medio de trabajo. - En prevenir las enfermedades y traumatismos, y comprender la forma en que la elección de determinados tipos de comportamiento influyen en su propia salud y en la de sus familias y comunidades. - En ejercer sus derechos y asumir sus responsabilidades en lo que atañe a la conformación del medio ambiente, y a la creación de condiciones que permitan y faciliten una vida sana. Deben ayudar a desarrollar aptitudes sociales y políticas que les permita negociar, ejercer presión sobre los órganos decisorios, resolver los problemas que se plantean y establecer redes de colaboración. Deberán contribuir a suscitar el entusiasmo, la convicción y la dedi- cación a la causa del bienestar de la comunidad. - En participar plenamente en las actividades sanitarias a nivel nacional y comunitario, y en la gestión de los sistemas sanitarios y otros sistemas afines, a través del control sobre ellos y 11
  12. 12. así asegurar su adecuación a las necesidades de la población. En la 51ª Asamblea Mundial de la Salud de la OMS celebrada en mayo de 1998, se acordó la“Política de Salud para Todos para el siglo XXI” en la que se establece como permanente objetivoprincipal el conseguir que todas las personas alcancen plenamente su potencial de salud. Plantea para ello dos metas principales: - Promover y proteger la salud de las personas a lo largo de toda su vida. - Reducir la incidencia de las principales enfermedades y lesiones, y del sufrimiento que origi- nan. Tres valores básicos constituyen los cimientos éticos de Salud 21: - La salud como derecho fundamental de los seres humanos. - La equidad en materia de salud, y la solidaridad de acción entre todos los países, dentro de ellos y entre sus habitantes. - La participación y la responsabilidad de las personas, los grupos, instituciones y comunida- des en el desarrollo continuo de la salud. Para su consecución se han formulado cuatro estrategias principales: - Estrategias multisectoriales frente a los determinantes de salud. - Programas e inversiones dirigidos a los resultados sanitarios, y encaminados al desarrollo de la salud y de la atención sanitaria. - Atención primaria orientada a la comunidad y a la familia, con un carácter integrado, con la asistencia de un sistema hospitalario flexible y con capacidad de respuesta. - Proceso de desarrollo comunitario de carácter participativo, que implique a los agentes rele- vantes en materia de salud en el hogar, en los centros educativos, en el trabajo, así como a nivel comunitario y nacional, que promueva tanto la toma de decisiones como la aplicación y la responsabilidad conjunta. La participación comunitaria como componente esencial de la estrategia viene definido como elproceso en virtud del cual los individuos y familias asumen responsabilidad en cuanto a su salud ybienestar propios y los de la colectividad. Proceso por el que mejoran la capacidad de contribuir asu propio desarrollo económico y comunitario; llegan a conocer mejor su situación y a encontrarincentivos para resolver sus problemas comunes. Todo ello para ser agentes de su propio desarro-llo en vez de beneficiarios pasivos. Se insiste en la idea de que sin la participación de las perso-nas es imposible enfrentarse a los nuevos retos de salud colectiva. A partir de la constatación de que actualmente los servicios sanitarios y, por ende sus recursos,están prácticamente centrados en la atención médica en detrimento de la atención de salud, parapoder desarrollar actividades de PS que tengan amplia repercusión en la comunidad, en el senti-do de conseguir adoptar comportamientos y estilos de vida individuales y familiares que sean bene-ficiosos para la salud colectiva, va a ser absolutamente necesaria la formación de Agentes deSalud Comunitarios (en adelante ASC). 2. Consolidación del contexto comunitario en salud creado en el Área 1 de Madrid. Durante la década de los 90 en el Área 1 de Madrid se ha ido desarrollando una estrategia dePS en la que han participado con grado diferente de compromiso, políticos, gestores del sistemasanitario, profesionales y ciudadanos y que ha dado lugar a un contexto comunitario bastante con-sistente, diverso y creativo que demanda seguir creciendo. Tras la priorización de las líneas más viables como: Reforzar la acción comunitaria y contribuir a la creación de un contexto comunitario en salud. El reforzar la acción comunitaria significa la creación de un contexto comunitario que faciliteuna mayor responsabilidad y participación de los individuos, familia y comunidad en el cuidado desu salud y en la utilización y gestión de los servicios sanitarios públicos. El contexto fue planteado como una red amplia y diversa de instrumentos de acción social apropiciar tanto desde la dirección del área como de cada centro de salud en la medida de sus posi-bilidades. Se plantearon criterios de calidad en la orientación del trabajo comunitario: •- Información sobre problemas de salud y servicios sanitarios. 12
  13. 13. • Evaluación de necesidades, problemas de salud y de los servicios sanitarios. • Movilización de recursos y realización de tareas. • Intervención en la toma de decisiones. • Colaboración en la organización de la comunidad. De esta forma se ha desarrollado una red de 12 consejos de salud como instrumento facilita-dor de la participación ciudadana y contactos sistemáticos con la red de movimientos sociales parainformación a grupos organizados, formación sobre temas de salud y de los servicios sanitarios, yanálisis de problemas y propuesta de intervención conjuntas sobre temas concretos. Desarrollo de habilidades personales: EPS grupal y comunitaria. Las tipologías de educación para la salud grupal que han sido llevadas a cabo prioritariamenteson las que abordan temas de estilos de vida, patologías crónicas y etapas vulnerables. Por otro lado se iniciaron también talleres de dinamización social y desarrollo comunitario conel objetivo de contribuir a fortalecer la conciencia social, y favorecer la capacitación sobre el pro-ceso de salud/ enfermedad, los sistemas de atención a la salud, y los mecanismos de participacióncomunitaria en salud. Para promoverlo fue necesario llevar a cabo un programa de formación de los profesionalessanitarios con apoyo técnico y metodológico a la EpS. Reorientar los servicios sanitarios. Se planteó la implantación de un nuevo modelo de atención primaria con equipo multiprofesio-nal con un enfoque promotor de salud y de atención más integral. Esto se concretó con algunaspeculiaridades tales como: • Establecer una red profesional motivada, formada en EpS y trabajo comunitario a través de: • Grupo de Promoción de Salud con carácter dinamizador, formado por profesionales motivados. • Constitución de un grupo docente interdisciplinar, de 8 profesionales del área capacita- do para dar formación en EpS. • Desarrollo del programa docente en metodología de EpS grupal y de intervención comunitaria para todos los EAP. • Elaboración y dotación de materiales en EpS. • Adecuar la estructura de gestión del Área a través de: • Líneas directivas desde la gerencia. • Creación de una unidad de EpS en el equipo directivo con responsable, sistema de información y registro, fondos documentales y apoyo al Grupo de Promoción de Salud. • Constitución de una red de responsables de EpS en todos los EAP. • Líneas de incentivación en la cartera de servicios. • Constitución y participación en la red de consejos de salud. • Extensión y consolidación de una red de centros de salud con: • Servicios y actividades de PS tales como programas de atención integral de salud y grupos de educación para la salud. • Unidades de apoyo en fisioterapia, matronas, trabajo social y atención odontoestoma- tológica. • Salas de uso múltiple y comunitario. • Favorecer la creación de instrumentos de coordinación sociosanitaria dentro de los progra- mas de intervención: • Comisiones de coordinación socio-sanitarias (CSS) dentro del programa de atención al mayor de riesgo social. • Mesas de salud escolar dentro del programa de salud escolar y atención al niño. • Comisión general de coordinación del proyecto de infancia del distrito. Problemas y comportamientos. Existen en el momento actual una serie de valores, normas, características y dificultades quehemos de tener en cuenta, como son: Responsabilidad sobre la salud/enfermedad. Confrontación de los componentes individual y 13
  14. 14. colectivo. Dejadez y externalización de responsabilidades tanto a nivel individual, de las familias yde los grupos sociales como de los poderes públicos. La excesiva culpabilización de las personasunida al incremento de la dependencia al experto profesional y a los servicios sociosanitarios. Laindividualización social como valor hegemónico. Habilidades y capacitación limitada sobre la salud, sus problemas, factores determinantes yforma de abordarlos. Existen diferencias marcadas entre sectores sociales, unos con déficitsimportantes en formación y capacitación, y otros con recursos suficientes para contrastar con lospropios profesionales. Deberes y derechos de los ciudadanos. Información, conocimiento y habilidades para abordarlos problemas y ejercer adecuadamente tales derechos. Falta de formación y capacitación para elejercicio real de los mismos, ya que no son sólo necesarios las leyes y las reglamentaciones sinotambién políticas concretas que las desarrollen. El escepticismo y la desconfianza progresiva en laparticipación delegada demanda la profundización democrática de nuestro país. Participación comunitaria en salud (en adelante PCS). A pesar del tiempo transcurrido desde laconsagración de estas definiciones por parte de los organismos internacionales el tema de la PCSpermanece aún opaco, cargado de confusión y polémica. Se constata poca congruencia entre losdiscursos participativos y las prácticas a que ha dado lugar, y parece hasta ahora más fácil hablarde PCS, e incluso estar de acuerdo en lo teórico que incorporarla a la práctica cotidiana del siste-ma sanitario. Los instrumentos de participación comunitaria adolecen de desarrollo escaso y los problemasestructurales y organizativos los convierten en escasamente operativos y poco eficientes para elobjetivo de propiciar la PCS. Existen problemas de representatividad delegada y de capacidad dedecisión, de la información mediatizada y de la comunicación conflictiva con recelos y desconfian-za mutua. Desmovilización social y apatía ante la complejidad de los problemas y la concentración delpoder político y económico. Cambios en la forma de organización social y las dinámicas sociales.Escasez de líderes sociales con capacitación en temas de salud, servicios sanitarios y participa-ción comunitaria. Conciencia colectiva limitada y mediatizada. Cambios en la hegemonía de losvalores sociales reconocidos históricamente en nuestro país. En la actualidad existe un incremento progresivo de personas con necesidades de ayuda debi-do al envejecimiento poblacional. El aumento de población de enfermos e incapacitados que sonatendidos en el ámbito doméstico al recibir asistencia muy limitada por parte del sistema formal.Todo ello producto de una política social y económica restrictiva así como de los cambios de rolesen la familia tradicional. Las tendencias sociales muestran disminución de la eficacia de los sistemas de apoyo informa-les tradicionales en la prestación de asistencia sanitaria entre otras factores por la incorporaciónde la mujer al mercado laboral, la precariedad y flexibilidad del empleo, el aumento de las familiasmonoparentales, la mayor movilidad geográfica y los movimientos migratorios. Todo ello genera un aumento progresivo de necesidades que amenazan con desequilibrar lossistemas de prestación de cuidados formales, por el importante incremento de la demanda socio-sanitaria. El sistema de cuidado no formal también viene sujeto a presiones cada vez mayores por: lanecesidad de adaptarse a enfoques culturales dispares; los cambios sociales y de valores afectana los contextos familiares, sociales y laborales; no contar con los conocimientos necesarios parasustentar sus actuaciones; tener recursos limitados y no siempre adecuados; sobrecarga personaly económica con dificultad para compatibilizar con el desarrollo de su propio proyecto vital y per-sonal y la falta de reconocimiento real y objetivo por parte de las personas a quienes se ayuda, delresto de la familia y del sistema de atención formal. Necesidad de reformas en el sistema sanitario por los nuevos retos que tiene que ver con pro-blemas existentes de salud y del sector sanitario. Uno de los factores para la reforma es el patróncambiante de patologías con aumento del nº de personas afectadas por trastornos múltiples porenfermedades cardiovasculares, cáncer, osteoartropatías, trastornos de adaptación y demencia.Los cambios alimenticios y los estilos de vida, siguen constituyendo otro desafío, al igual que el 14
  15. 15. aumento de enfermedades infecciosas nuevas y reemergentes. El patrón de enfermedades en España tiene implicaciones en la reforma del sector sanitario yentre otros está la necesidad de reconocer que los servicios sanitarios tienen un impacto limitadosobre las principales causas de algunas patologías. Por ello es necesario la existencia de serviciosde Salud Pública potentes con capacidad para efectuar seguimiento de las tendencias de las enfer-medades y de apoyo al desarrollo de programas integrados para hacerlos frente. Los sistemas de salud modernos han contribuido a mejorar la salud y ejercen una influenciamayor y más decisiva que nunca en la vida de la gente, pero subsisten diferencias enormes entreel potencial de los sistemas de salud y su desempeño real y, a pesar de los logros obtenidos, nose ha conseguido reducir las desigualdades existentes entre ricos y pobres. También se debe con-siderar los errores, yatrogenias y dependencias que dichos servicios han generado. Políticas neoliberales, restrictivas para el sector de los servicios públicos con supremacía delsistema de mercado y sus leyes. Procesos privatizadores y de desregulación en los servicios sani-tarios. Lo público y lo privado en constante lucha dialéctica. Deslegitimación social. Crisis de los sistemas sanitarios. La confrontación de valores sobre salud y enfermedad y laforma de abordarlos: justicia social, equidad, autonomía, solidaridad. Hegemonía de la eficiencia ypreocupación por los costes. La defensa y mejora de la calidad de los sistemas sanitarios, quedeben orientarse hacia los ciudadanos y reforzar su legitimación social. Expectativas de la ciudadanía y pacientes. La ciudadanía exige hoy día un enfoque de presta-ciones de servicios sanitarios orientado al paciente. Aumentan las presiones ciudadanas para dis-minuir tiempos de demora a la vez que se exige calidad en los servicios. Elección y transparencia. La ciudadanía ya no se conforma con ser sujeto pasivo del sistemasanitario. Reclama cada vez más ser tenidos en cuenta, como sujeto activo del mismo. La conce-sión de más poder al ciudadano favorece el juego en varias dimensiones: sus derechos frente alos servicios, su capacidad de elección de médicos y centro, su participación en la toma de deci-siones clínicas y su participación en la toma de decisiones en política sanitaria. En esta guía se tienen en cuenta algunos aspectos considerados clave en el abordaje deltema de los Agentes de Salud Comunitarios (ASC): La salud es un derecho humano básico que debe ser promovido, protegido y garantizado porlos poderes públicos. Consideramos la salud como la capacidad de desarrollar el propio potencial personal y socialpara afrontar de forma activa los retos del ambiente y constituir un recurso para la vida y el bien-estar de las personas. El estado de salud global viene determinado por cuatro factores interrelacionados entre sí: sus-ceptibilidad genética, la conducta y los estilos de vida, el sistema sociosanitario y la situaciónmedioambiental. La información, la comunicación y la educación para la salud, capacitadora de la toma de deci-siones, debe considerarse componente indispensable de la estrategia de salud. El proceso de desarrollo comunitario debe ser de carácter participativo. Debe implicar a losagentes relevantes en materia de salud, en el hogar, en los centros educativos, en el trabajo, asícomo a nivel comunitario y nacional, y debe promover la toma de decisiones, la aplicación y la res-ponsabilidad conjunta. La idea de las relaciones educativas como marco de crecimiento personal y de desarrollo delpropio proyecto de vida de todas las personas que en ellas intervienen (individuo, familia, gruposde la comunidad y técnicos). La idea de dar lugar a cambios personales y sociales para el crecimiento de las personas y dela humanidad en su conjunto. El por qué de esta guía. Es una necesidad sentida y demandada por los profesionales y movimientos sociales. Es importante lo realizado, pero todavía queda mucho por hacer en lo referente a la promo-ción de la salud y la participación comunitaria, y muy en concreto, en la línea de la dinamizaciónsocial y fortalecimiento del contexto comunitario en salud, necesaria para consolidar los servicios 15
  16. 16. sanitarios públicos. Dentro del desarrollo del proceso se genera la iniciativa del proyecto de Escuelas Comunitariasde PS con el objetivo de potenciar la capacitación y habilitación de la población como Agentes deSalud Comunitarios a través de la elaboración de una guía pedagógica que sirva de apoyo para eldesarrollo de talleres educativos para la salud con la población diana seleccionada. Este proyecto, dinamizado por el grupo de PS del área y por la red de contexto comunitario, fuepresentado por la comisión de participación del centro de salud Vicente Soldevilla del Insalud delárea 1 de Madrid a los premios anuales del Programa de Actividades Comunitarias en AtenciónPrimaria (PACAP), de la Sociedad de Medicina Familiar y Comunitaria (SEMFyC) obteniendo el pri-mer premio del año 2000. A partir de ese momento el proyecto es asumido por un grupo amplio deprofesionales sanitarios (alrededor de 70 personas) que se ponen a la tarea de elaborar esta guíaa través de grupos de trabajo coordinados por el grupo de formadores de EpS del Área. Esta guía está siendo ya utilizada como material de apoyo para los talleres que se llevan a caboen organizaciones sociales que lo demandan. Grupo diana de la guía: La población a la que va dirigida son los ASC: El ASC es un hombre o una mujer, con estudios primarios como mínimo, escogido por la comu-nidad, y adiestrado para hacer frente a los problemas de salud de sus miembros y para trabajar enestrecha relación con los servicios de salud (EAP de la zona), contribuyendo a que los individuosy grupos adopten conductas positivas de salud. Captación del colectivo: En el Área existe una amplia y heterogénea red de movimientos sociales con un interés amplioen los temas de salud y de los servicios sanitarios y con experiencia en esta temática. Existen formas diversas para captar a la población motivada y sensibilizada para participar: En la población general, aunque en estos momentos no participe en una organización socialdeterminada. En los movimientos sociales organizados y estructurados. La red de colectivos sociales exis-tentes en cualquier territorio es muy diversa en cantidad y calidad, pero siempre existente. La moti-vación y receptividad a trabajar en esta temática es en general aceptable. Los movimientos socia-les que en nuestra experiencia son más receptivos son: las asociaciones de vecinos, las asocia-ciones de padres y madres de los colegios e institutos, las asociaciones de mujeres, los gruposparroquiales de voluntariado y los grupos de ayuda mutua. Los líderes sociales miembros de los instrumentos de participación como es el caso de los con-sejos, foros o mesas de salud, comisiones de participación o grupos de trabajo. Los profesionales de los servicios públicos, sociales, educativos y sanitarios con actividadescomunitarias. Los centros de formación de adultos, tanto de la red institucional como de la red no guberna-mental. En este caso se plantea, por un lado capacitar a los propios monitores en la utilización dela guía, y por otro formar directamente al alumnado. Organizaciones no gubernamentales como Cáritas, Aesco, Asociación Barró, Ecoe. A través de la Coordinadora de Sanidad de Vallecas. Movimiento social que aglutina asociacio-nes vecinales y colectivos sociales, motivados por los problemas de la salud y de los servicios sani-tarios, con una historia amplia de acciones en relación con la salud como un derecho social bási-co, la promoción y educación para la salud como prioridad, la defensa de la salud pública comoresponsabilidad colectiva y de los gobiernos, la consolidación de una red de servicios sanitariospúblicos integrados y de calidad, la reforma de la APS y la participación comunitaria como un dere-cho y necesidad técnica. Coordinadora de Infancia de los distritos. Plataforma contra la droga. Madres contra la droga y otros ONG específicas. Medios de comunicación locales. Prensa, radio y televisión. ¿Qué queremos conseguir? Se pretende operativamente: - Poner en marcha Escuelas Comunitarias de PS en los distintos distritos que constituyen el 16
  17. 17. Área. - Entendemos las Escuelas Comunitarias de PS como unidades de capacitación y desarrollo personal y comunitario de la población en temas de PS. - Características: - Integradas en las actividades de los movimientos sociales. - Carácter funcional. - Dinámicas y flexibles. - Participativas. - Enfoque promotor en salud para facilitar el cambio personal y social. - Programadas. - Adaptadas a las necesidades comunitarias. - Intersectoriales (comunidad, sector social y sanitario). Ubicación: Se priorizará la utilización de los locales comunitarios de los movimientos sociales organizados,pero también se facilitarán los locales de los centros de salud. Constitución: Se plantean vías complementarias: La red de los consejos de salud existentes en el Área. En cada consejo que así lo acuerde seformará una comisión para la coordinación de la escuela y la programación de las actividades. La red de escuelas de adultos existentes en los distritos a las que se les ofertará la incorpora-ción de talleres de EpS en su programación anual. Se deberán constituir una comisión de coordi-nación entre representantes de la escuela y de los profesionales sanitarios. Cualquier movimiento social organizado que plantee la necesidad de la creación de la escue-la. Promover la formación de ASC mediante la realización de talleres de EpS con grupos segúndemanda y necesidad de los movimientos sociales y de la población de los distintos barrios. Tipos de talleres: La propuesta es la EpS grupal. Los tipos de grupos dependerán de lo que se establezca deacuerdo a necesidades y demanda de la escuela. Los prioritarios son los de dinamización socialy desarrollo comunitario en salud para la formación de agentes comunitarios, pero también los degrupos de población en etapas vulnerables y estilo de vida pertinentes. Contenidos a tratar: los establecidos en la guía con las modificaciones que se precisen deacuerdo a las necesidades de los educandos. (Ver ejemplos de talleres realizados en diversos cen-tros de educación de adultos en los materiales del Centro de Interés 3 Educación para la salud) Captación de la población: - Según se establezca en cada escuela comunitaria por el grupo de trabajo. - Prioridad de las personas incorporadas y seleccionadas por los movimientos sociales. Organización de la actividad: - Duración variable según contenidos. - Proponemos unas 10 sesiones de 90 a 120 minutos. Entre 15 y 20 horas. - Coordinación y diseño por el grupo de trabajo de la escuela con participación de los educan- dos. - Tendrán lugar en los locales comunitarios y/o en los centros de salud. ¿Qué contiene y cómo se puede utilizar? Características de la guía: Es un documento dirigido a profesionales de los EAP, servicios sociales de base y organismoso instituciones y movimientos sociales que quieran llevar a cabo intervenciones educativas para laformación de ASC. Pretende ayudar a programar un conjunto de sesiones de duración variable mediante gruposde 10 a 30 personas adultas. El proyecto educativo puede llevarse a cabo en un espacio de tiem-po corto (uno o dos meses) o de manera continuada a lo largo de uno o varios años, formandoparte de alguna forma de la escuela comunitaria. 17
  18. 18. No es un instrumento cerrado. El objetivo es dar ideas y hacer fácil y corta la programación delas sesiones educativas. La guía contiene dos partes fundamentales: Una parte más teórica que comprende el contenido de la guía y las orientaciones para el edu-cador: - Introducción sobre contexto comunitario, trabajo y participación y problemática actual. - Qué son los agentes de salud comunitarios. - Por qué la guía, contenido y como utilizarla. - Orientaciones para el/la educador/a sobre dinámica grupal, rol del educador y programación de un proyecto educativo. Otra parte más práctica, que incluye los Centros de Interés. Contiene un abanico amplio deopciones que nos permiten combinar, cortar, mezclar... para diseñar nuestro propio proyecto,teniendo en cuenta las necesidades y realidades del grupo de población diana y de nosotros/asmismos/as. Objetivos generales y específicos planteados: General. Contribuir a la promoción de salud en la población de un territorio a través del fortalecimientodel contexto comunitario en temas de salud. Específicos. - Contribuir al enriquecimiento de los conocimientos sobre el proceso salud-enfermedad y sus factores contribuyentes; la respuesta individual y colectiva sobre el proceso, los diferentes modelos de atención y de los servicios sanitarios, y sobre la participación e intervención comunitaria en la salud. - Adquirir habilidades para la autoresponsabilidad y el autocuidado, la utilización racional de los servicios, la dinamización, sensibilización y organización comunitaria en salud, la mejora en la calidad de los servicios sanitarios públicos y la participación en los consejos de salud. - Promover actitudes participativas, responsables, reflexivas y solidarias. - Que la población diana sea capaz de: 1. Identificar los factores que intervienen en el proceso de salud-enfermedad, valoren la importancia de cada uno de ellos, analicen las desigualdades en salud entre sectores sociales, regiones y países así como los principales rasgos del nivel de salud en el Estado español. 2. Valorar positivamente la necesidad de autocuidados y los factores que los condicionan, desarrollen actitudes favorables hacia ellos y adquieran habilidades para su aplicación. 3. Reflexionar sobre las posibilidades de la EpS, acercarles a un conocimiento básico y dotarles de algunas habilidades imprescindibles para desarrollar proyectos educativos encaminados a promover cambios en sentido positivo para la salud. 4. Comprender la importancia para nuestra salud del entorno físico en el que nos move- mos y aprender a intervenir en él para conservarlo y mejorarlo. 5. Identificar los componentes, no formales y formales, del proceso de atención a la salud, analizar y valorar el peso de su contribución para la resolución de los problemas y mejora de la salud, y adquirir habilidades para utilizar adecuadamente los sistemas de atención y mejorarlos. 6. Comprender la importancia de una planificación en salud, conocer sus técnicas más importantes y aprender a intervenir según esta lógica, en el marco institucional actual. 7. Conocer los principios generales de utilización de los bienes del sistema sanitario, ser capaces de utilizarlos racionalmente y analizar el papel de los medios de comunica- ción como moduladores de los comportamientos. 8. Comprender lo que es y lo que debe ser la participación comunitaria (PC), su utilidad para el desarrollo de la salud, desarrollar habilidades para promocionarla y propiciar actitudes participativas y solidarias. 18
  19. 19. Centros de Interés: Inicialmente se proponen los siguientes, aunque queda abierto a introducir algunos más segúnlos grupos de población con los que se vaya a trabajar y la propia experiencia. 1. Proceso de salud/ enfermedad. Trata el concepto de salud, analiza las distintas formas cul- turales y personales de entender la salud y la enfermedad, los factores individuales, socia- les, culturales, económicos que influyen en la salud de las personas y los pueblos. Analiza el nivel de salud del Estado español y los determinantes de las desigualdades en salud. 2. Autocuidado. Trata de reforzar la autoresponsabilidad en el cuidado de la salud. Nociones básicas sobre las esferas biológica, psicológica y social. Aprender a conocerse para relacio- narnos adecuadamente con nuestro entorno próximo y social y cómo cuidar nuestro cuerpo en las distintas situaciones. 3. Modelos de educación para la salud. Trata sobre el concepto de educar, los diversos mode- los existentes, el priorizado para trabajar con la población y las nociones metodológicas y didácticas básicas para poner en marcha proyectos educativos en las escuelas comunitarias. 4. Salud medioambiental. Trata sobre la responsabilidad en la salud medioambiental y atención al medio en temas de urbanismo, saneamiento ambiental, alimentación y trabajo. 5. Modelos de atención a la salud. Se refiere a la atención no formal y la de servicios sanita- rios. Objetivos, modelos de los sistemas sanitarios y las reformas sanitarias. Características esenciales del sistema sanitario español. 6. Planificación y programación de salud. Trata sobre el concepto, justificación y el proceso de programación con sus fases de análisis de situación, determinación de prioridades, elabora- ción, desarrollo y evaluación del programa. Expone los planes y programas de salud en el estado español. 7. El uso racional de los bienes: tecnologías, medicamentos y servicios sanitarios. Realiza un análisis ético y describe los principios generales de la distribución de los recursos del siste- ma sanitario. Enumera algunas de las nuevas tecnologías, sus ventajas y dificultades así cómo los retos futuros del Sistema Nacional de Salud y la influencia de los medios de comu- nicación. 8. Participación comunitaria en la salud (PCS). Contiene definiciones, consideraciones genera- les y encuadre histórico. Las bases de la PCS, la metodología de la intervención comunita- ria y ejemplos de instrumentos de participación del ciudadano en el sistema sanitario. Cada Centro de Interés incluye dos apartados: - Centrando el tema: contiene informaciones básicas sobre el tema que pretenden servir como punto de partida para trabajar. Se facilitan lecturas seleccionadas. - Diseñando el programa. Contiene: Objetivo general. Contenidos de los tres tipos: conceptos e informaciones, actitudes y valores, procedi- mientos y habilidades. Modelo de secuenciación de las actividades, que propone una ordenación de las mismas útil para el aprendizaje de las personas adultas. Menú de actividades: abordan esos objetivos y contenidos. Cada actividad será descrita con el material para el educador o educadora (cómo desarrollarla y algunas claves para trabajar la actividad) y con material para las/los educandos (fichas, ejercicios individua- les o de grupo pequeño). Evaluación. 0.2 Orientaciones para el trabajo educativo 0.2.1. La programación. El trabajo a realizar con los ASC puede constituir un proyecto educativo o puede configurar unproyecto más amplio de promoción de salud que incluya, además del trabajo educativo, algún tra-bajo sobre el ambiente físico y/o social para posibilitar cambios en el entorno (por ejemplo: facilitarlocales y actividades de reflexión y encuentro, colaborar en la organización de la comunidad), pro- 19
  20. 20. mover la creación de un contexto comunitario en salud, propiciar instrumentos de participacióncomunitaria y orientar los servicios hacia la ciudadanía. En este apartado se hace mención sólo altrabajo educativo. Entendemos por educación el proceso intencional por el cual las personas son más conscien-tes de su realidad y del entorno que les rodea, y desarrollan conocimientos, valores y capacidadesque les permiten adecuar sus comportamientos a la realidad. La OPS/OMS propone métodos educativos diversos con enfoques distintos, que no son exclu-yentes: el informativo, el educativo y de desarrollo personal, y el de concienciación. Para esta guía, y con la población diana a trabajar, el modelo de educación priorizado es el quepropicia el desarrollo de habilidades personales y sociales que den lugar a cambios en las condi-ciones en que vive la persona que le permitan alcanzar mejores niveles de salud y de autonomía. El trabajo educativo que proponemos no es improvisado sino intencional, es decir, está prepa-rado, programado. Ello permitirá obtener resultados mejores y utilizar los recursos de forma másadecuada. A partir de las necesidades detectadas en el análisis de la situación, se trata de plante-ar objetivos que aborden dichas necesidades y definir la actuación para alcanzar los objetivos pro-puestos. El cambio de comportamiento y la práctica de salud no se logra por el simple contacto con elconocimiento científico, pues la gente no reemplaza mecánicamente unos conocimientos por otros,ni altera necesariamente un comportamiento por efecto de un nuevo saber. La metodología participativa constituye una estrategia útil para la promoción de comportamien-tos saludables. Sus principios son los siguientes: 1.- Aborda contenidos de conocimiento, actitudes y habilidades. Enfatiza el desarrollo de capa-cidades, competencias y criterios. 2.-Propone el aprendizaje significativo. Consiste en recuperar las experiencias concretas de lagente, de sus saberes, aptitudes y conductas, de sus percepciones e interpretaciones sobre losfenómenos, como punto de partida del proceso educativo y como elemento para la reflexión. 3.-Facilita la creación de ambientes adecuados para la realización de los eventos educativos demanera tal que se faciliten las manifestaciones espontáneas y la expresividad natural, culturalmen-te determinados. 4.- Propone una comunicación bidireccional y multidireccional. Horizontalidad en la relacióneducativa, que implica redefinir el papel del promotor de salud o del maestro para entenderlo comoun facilitador del aprendizaje. Importancia del aprendizaje entre iguales. 5.- Reconocimiento y uso de caminos diferentes para acceder al conocimiento. En la realidadcotidiana el aprendizaje sensorial tiene importancia innegable, como también el aprendizaje desdelo concreto. 6.-Predilección por el aprendizaje centrado en problemas, como referentes obligados para pro-piciar su análisis y búsqueda participativa de soluciones. Es en ese proceso reflexivo donde se des-arrolla la creatividad, el sentido de trabajo en equipo y la capacidad para analizar y solucionar pro-blemas. Enseñar a pensar y a aprender. Que el sujeto piense y su pensamiento le lleve a transfor-mar su realidad. 7.- Uso de técnicas pedagógicas diversas. Preferencia por técnica dialógicas, grupales y acti-vas. Dialógicas por cuanto se trata de una educación de la pregunta y porque el diálogo permitedesatar la palabra y la acción individual, paso inicial y obligado en un proceso creativo de partici-pación; grupales, por cuanto se trata de establecer la solidaridad y la capacidad de trabajar engrupo. 8.- Validación del aprendizaje adquirido, no tanto en términos de memorización, sino de cam-bios de comportamiento y estilos de vida. Evaluación cuantitativa y cualitativa. Se propone por tanto, contemplar en nuestra programación educativa las clásicas etapas de laprogramación: análisis de la situación, objetivos y contenidos, actividades y evaluación. Análisis de la situación: Antes de plantearnos cualquier tipo de intervención, es necesario conocer la situación de par-tida. Esto nos permitirá plantearnos objetivos y actividades lo más adecuadas posible a las nece- 20
  21. 21. sidades y a la realidad del colectivo con el que vamos a trabajar. Al plantearnos una intervención educativa con ASC, es útil conocer algunos datos en lassiguientes áreas: - El grupo. Podemos partir de algunos datos sobre la población de nuestra comunidad (agentes comunita-rios, líderes de movimientos sociales, alumnos de centros de adultos, miembros de las asociacio-nes vecinales) o sobre el grupo que va a acudir a las sesiones en particular: interés y motivaciónpor la salud y la participación comunitaria en la salud, participación en asociaciones o colectivos,lugares de encuentro, nivel de instrucción, características culturales y nivel socioeconómico, edad,sexo, etc. Tales informaciones pueden ser obtenidas mediante el contacto con los movimientos sociales,grupos de ayuda mutua, escuelas y centros de formación de adultos interesados en poner en mar-cha las escuelas comunitarias y de realizar la actividad educativa. Todo ello nos va a ayudar a defi-nir la necesidad o no de actividades previas de sensibilización, la forma de captación, los métodosy técnicas más adecuadas al grupo, los recursos y materiales más convenientes (material impre-so, imágenes...) selección de contenidos, ejemplos cercanos, recomendaciones, lenguaje, etc. - Comportamiento del grupo respecto a la promoción de la salud, habilitación personal y socialpara el fomento de la salud y los factores relacionados con dichos comportamientos. Se tendrá en cuenta algunos aspectos de los reseñados en la introducción sobre problemas ycomportamientos. Partiremos de información previa sobre conocimientos, creencias, valores, capa-cidades, comportamientos u otros factores relacionados. Averiguaremos las expectativas y necesi-dades del grupo con respecto a los temas a tratar. Se seleccionará conjuntamente las prioridades. En educación los contenidos son los factores relacionados con los comportamientos humanosque influyen en salud y entre los que destacan: Factores del entorno social (condiciones de vida, recursos y servicios disponibles, modelos yvalores socioculturales dominantes..). Factores del entorno próximo (apoyo del grupo familiar y doméstico, redes sociales...). Factores personales; del área cognitiva (conocimientos, habilidad de análisis y valoración desituaciones..); del área emocional (creencias, valores, actitudes, autoestima, locus de control,..) ydel área de las habilidades (psicomotoras, como el ejercicio o la relajación, personales, como elafrontamiento de problemas o el manejo del tiempo, y sociales como la escucha y comunicación,el manejo de conflictos y la negociación). Esta información nos permitirá priorizar los objetivos y contenidos a tratar con el grupo y parala preparación de actividades adecuadas a su realidad (lecciones, casos, ejercicios, simulacio-nes...). No se trata de realizar una investigación costosa que nos proporcione información exhaustiva,sino de un diagnóstico inicial que sirva de base para la programación educativa. En la recogida dedatos son útiles los métodos y técnicas, tanto cuantitativas como cualitativas: encuesta, entrevista,grupo de debate, grupo nominal, técnica de elaboración de la escucha, técnica delphi, etc. Como sugerencia, en los centros en los que se han efectuado talleres ha sido de gran utilidadla reunión previa con los responsables y monitores del centro para la captación de la población ysus posibles expectativas, así como la convocatoria de una reunión de trabajo previa, reunión “0”,para el análisis de expectativas, preocupaciones y demandas específicas de los asistentes. Hay que tener en cuenta que la utilización de metodologías educativas activas y participativasa lo largo del proceso educativo proporciona información continua sobre los comportamientos delgrupo y los factores relacionados. El análisis de la situación debe, por tanto, reelaborarse día a día,y la programación debe ser lo suficientemente flexible para su adaptación a las necesidades delgrupo en cada momento. Objetivos y contenidos. Existen diferentes propuestas de formulación de objetivos según el nivel de planificación desdeel que son fijados, según el grado de concreción de los mismos (generales, intermedios, específi-cos, didácticos) y según se centren en resultados, en contenidos o en el propio proceso de apren- 21
  22. 22. dizaje. En cualquier caso, a la hora de plantearnos la programación educativa deben ser consideradaslas siguientes cuestiones: - Se trata de responder a las necesidades detectadas en el análisis de la situación, y lo que se pretende conseguir con la intervención educativa. - Es necesario atender a los diversos ámbitos del aprendizaje, formulados en forma de objeti- vos o de contenidos: - Área cognitiva ( conceptos, hechos, principios). - Área emocional (valores, actitudes, normas). - Área procedimental o de las habilidades( psicomotoras, personales y sociales). - Es útil concretar los procesos de aprendizaje programados, en forma de objetivos o de pro- ceso de enseñanza- aprendizaje. En esta Guía se opta, al igual que en las Guías educativas del Instituto de Salud Pública deNavarra, por formular en cada Centro de Interés: - Un objetivo general que exprese los recursos y capacidades personales que se pretenden desarrollar. - Contenidos a trabajar con el grupo: 1) conceptos, hechos y principios; 2) actitudes, valo- res y normas y 3) procedimientos o habilidades. - Modelo de secuenciación de actividades. Para posibilitar el aprendizaje significativo se uti- liza un proceso de enseñanza-aprendizaje en varias fases: • Expresión y/o investigación de su realidad. Se trata de que cada persona se autoexplo- re, investigue sobre sí, sea más consciente de su propia realidad, parta de su situación actual, de su experiencia personal. Para ello se procederá tras la expresión y reflexión, a una cierta elaboración de su realidad, etc. • Profundización del tema. Se trata de que cada persona amplíe la visión de su realidad, conozca posibles factores causales, cambie el sentido que atribuye a los acontecimien- tos o su marco conceptual, emocional, y reelabore su situación. Para ello se posibili- tará la reorganización y/o incremento de los conocimientos, el análisis general de su situación (factores que influyen en ella, comparación con otras realidades...) y/o el específico de algunos temas, el desarrollo y/o cambio actitudinal o el trabajo de algu- nos aspectos del área afectiva, etc. • Afrontamiento de la situación. Se trata de que las personas desarrollen recursos y habi- lidades y tomen sus decisiones para introducir cambios factibles. Para ello se posibili- tará la identificación y análisis de los posibles cambios, la toma de decisiones respec- to a ellos, el análisis de problemas y dificultades y la búsqueda de soluciones, el des- arrollo de los recursos y habilidades necesarias para el cambio, la experimentación en su realidad y posterior valoración de la misma, etc. Actividades. Métodos y técnicas. Para programar y lograr aprendizajes significativos en los contenidos biopsicosociales y losobjetivos citados no basta con una charla, sino que se requiere un proceso educativo en variassesiones. Aprender y cambiar es costoso; cada persona hace procesos diferentes; a veces se tratade procesos cortos y otras de procesos a medio y largo plazo. Para lograr aprendizajes significativos, se requiere además el uso de técnicas grupales activas,seleccionando las más adecuadas a los objetivos propuestos, variadas, es decir, combinando dis-tintos tipos de técnicas más útiles a diferentes objetivos y procesos y estilo de aprendizaje de loseducandos. Existen clasificaciones múltiples de métodos o técnicas educativas dirigidas al aprendizaje decontenidos. Resultan especialmente operativas las que relacionan distintos tipos de técnicas conlos diferentes objetivos de aprendizaje como se puede observar en el Centro de Interés 3 de edu-cación para la salud. • Técnicas de investigación en aula: son útiles fundamentalmente para expresar, reflexionar, organizar y compartir conocimientos, experiencias y sentimientos, sirviendo en general como 22
  23. 23. punto de partida para trabajos posteriores de análisis, contrastar otras informaciones, etc. Abordan sobre todo los objetivos y contenidos del área emocional de la persona, aunque también la cognitiva (conocimientos, creencias..) y de habilidades. Entre las técnicas incluidas en este grupo se encuentran: tormenta de ideas, foto-palabra, dibu-jo-palabra, rejilla, cuestionarios, frases incompletas, cuchicheo, Phillips 6/6. • Técnicas expositivas: son útiles fundamentalmente para la transmisión, contraste y reorgani- zación de conocimientos, informaciones, modelos, teorías o estudios. Abordan sobre todo los conocimientos, hechos y principios dentro del área cognitiva, aunque también, en parte, las habilidades cognitivas. En este grupo se incluyen distintos tipos de exposiciones teóricas: exposición, exposición másdiscusión, lección participada, síntesis teórica, lectura bibliográfica sola o con discusión, panel deexpertos, mesa redonda, debate público, vídeo con discusión... • Técnicas de análisis: se utilizan sobre todo para analizar la realidad y sus causas, cuestionar valores, actitudes y sentimientos, etc. Abordan sobre todo las habilidades cognitivas (de aná- lisis, síntesis, valoración de situaciones, etc.) y también el área emocional, contribuyendo a modificar actitudes, valores y sentimientos. En este grupo se incluyen el estudio de distintos tipos de casos, así como análisis de textos(paneles, frases, refranes, canciones, publicidad), análisis de problemas y de alternativas de solu-ción, discusión de distintos tipos (en grupo pequeño o grande, abiertas o estructuradas, discusiónen bandas), ejercicios diversos, etc. • Técnicas de desarrollo de habilidades: son esencialmente útiles para entrenarse en habilida- des concretas y para desarrollar la capacidad de actuar, de comportarse en situaciones rea- les. Trabajan fundamentalmente el área de las habilidades o aptitudes, sobre todo psicomo- toras, personales y sociales. En este grupo se incluyen tipos distintos de ejercicios, simulaciones, tales como rol-playing osimulación operativa, demostración con entrenamiento y ejercitaciones de distintos tipos, análisisde situaciones y toma de decisiones, juegos, etc. • Otras técnicas de aula y fuera de aula: investigaciones realizadas fuera del aula, distintos tipos de trabajos en grupo pequeño o grande, ejercicios, tareas para casa, etc. Como apoyo a los diversos tipos de técnicas es útil el uso de otros recursos educativos: visua-les, sonoros, audiovisuales, impresos y otros, como objetos reales. Evaluación La finalidad principal de la evaluación educativa es obtener información que permita adecuar elproceso de enseñanza al progreso del aprendizaje, adecuando el diseño y desarrollo de la progra-mación establecida a las necesidades y logros manifestados. Quién evalúa: Los/las educadores/as y educandos, y los/las observadores/as. Qué se evalúa: • Los resultados: el grado de consecución de los objetivos en las tres áreas de aprendizaje. • El proceso: idoneidad de la metodología y de las actividades (asistencia, participación, grado de consecución de las actividades previstas, adecuación al grupo de los objetivos y conteni- dos, actividades y tareas, etc.) así como la programación. • La estructura: la adecuación de los recursos (local, duración de las sesiones y del curso, hora- rio, recursos didácticos y personales). Cómo se evalúa: se usan procedimientos muy variados e instrumentos. • Técnicas cuantitativas: cuestionarios. • Técnicas cualitativas: observación sistemática con guión, análisis de tareas, análisis de mate- riales. Cuándo se evalúa: de forma continuada, a lo largo de todo el proceso. • Evaluación de algunas actividades educativas durante cada sesión educativa. • Al finalizar el proyecto, el conjunto de sesiones. En el Centro de Interés 3 educación para la salud se propone un modelo de cuestionario vali- 23
  24. 24. dado de evaluación final de los talleres. 0.2.2 El rol del educador o educadora. Globalmente se trata de desempeñar un rol de facilitación, de ayuda y apoyo. Es el educandoquien aprende y el educador ayuda, facilita, orienta. Para ello, son útiles algunas actitudes básicaso generales (congruencia, empatía, aceptación y valoración positiva o estima por otras personas)y otras más concretas, que se relacionan con el clima conseguido en el aula. Existen climas defensivos y tolerantes, éstos últimos útiles al aprendizaje y los otros no, rela-cionado con el tipo de comunicación entre educadores o educadoras y educandos. Se identificanalgunos tipos de actitudes del educador o educadora relacionados frecuentemente con climas ytipos de comunicación defensivos y tolerantes. Entre las defensivas están el juicio, control, rigidez,distancia, superioridad, certeza. Entre las tolerantes la descripción, orientación, flexibilidad, rela-ción, paridad y problematicidad. Para finalizar, las habilidades necesarias para desempeñar el rol del educador o educadoraincluyen también algunas más generales y otras más concretas. Entre las primeras: la compren-sión, la empatía, la escucha activa, la asertividad, la comunicación interpersonal, el autocontrolemocional, el manejo de conflictos y la negociación. Entre las segundas se podrían reseñar: resu-mir y devolver cuestiones, ayudar a pensar, conducción de reuniones, reforzar positivamente,manejo de grupos, manejo de discusiones y de distintos tipos de técnicas y recursos educativos. Las actitudes y habilidades de quien educa, así como las técnicas utilizadas deben adaptarsea la dinámica y a las distintas etapas de evolución del grupo (inseguridad, exposición, confronta-ción, pertenencia) El educador/a debe establecer un punto de partida para la reflexión crítica. Al aplicar valoreshumanos en las relaciones con los demás, es importante unirlo a los aspectos afectivos y cogniti-vos que “regulan la interacción” del sujeto con la realidad. Integra los conocimientos adquiridoscon su estructuración interna de la realidad, estructuración que hay que conocer. Se distinguen hasta cinco funciones que debe realizar el promotor: 1. Estimulación: es decir, provocar el deseo colaborador del educando. 2. Ejercitación: al entender la práctica como condición indispensable de todo aprendizaje. 3. Instrucción: entendida no sólo como transmisión de conocimientos, sino también como el cultivo de las fuerzas de la inteligencia para la resolución de problemas. 4. Orientación: en función de un proyecto de ser humano y sociedad. 5. Terapéutica: corrección de errores. La participación del mayor número de personas en el máximo de responsabilidades, no es sólofactor de eficacia colectiva, sino que, además, constituye condición de la felicidad individual y unatoma de poder cotidiano sobre la sociedad. La participación hace que el hombre “haga historia” yno sea llevado por ella. La participación educativa nos hace libres, la no participación domestica.La participación educativa, debe ser un intercambio de experiencias y no simplemente una inyec-ción de conocimiento. “Hay que dar libertad para aprender, que cada sujeto se haga cargo de un problema y aprendalo necesario para solucionarlo” -Carl Rogers -. 24
  25. 25. Algunas lecturas Asthon, J y Seymour, H: La nueva salud pública. Ed. Masson. Barcelona,1990. Costa M y Lopez, E : Manual para el educador social. Madrid: Ministerio de Asuntos Sociales,1996. Dhillon, H.S.y Lois Philip: Promoción sanitaria y acción de la comunidad en pro de la salud enlos países en desarrollo. OMS. 1995. Fernández, J y Santos, MG: Evaluación cualitativa de programas de educación para la salud. Ed.Aljibe, 1992. Freire, P.: La educación como práctica de la libertad. Ed. Siglo XXI. Buenos Aires, 1973. García, M y otros: Planificación educativa en ciencias de la salud. Ed. Masson. Barcelona, 1995. Gordon, T. : MET. Maestros eficaz y técnicamente preparados. Ed. Diana. México, 1994. Green, L. Y Simons-Morton, B.G.: Educación para la salud. Ed. Iberoamericana. México, 1988. Hawe, P, Degeling, D y Hall, J : Evaluación en promoción de la salud. Guía para trabajadores dela salud. Ed. Masson. Barcelona, 1993. Iglesias Rodal, M : Organización de la prevención en atención primaria. Atención Primaria vol 20,suplemento 2, 1997: 11-15. IUHPE: La evidencia de la eficacia de la promoción de salud. Configurando la Salud Pública enuna Nueva Europa. Dos libros. Edita Ministerio Sanidad y Consumo. Madrid. 2000. Insalud: Estrategia de promoción de salud en el área 1 del Insalud de Madrid. Edita Insalud.Área 1 Atención Primaria. 2000 Loayssa y otros: propuesta para el desarrollo de un sistema de formación continuada enAtención Primaria. Revista de Atención Primaria, vol 9, nº1, 1992: 48-76. Lopez LA y March JC, : Promoción de salud. Una forma de pensar. EAPs. Red de Actividadesde PS nº 3, mayo 1993. Ministerio Sanidad y Consumo y EAPs López de Ceballos, P.: Un método para la investigación- acción participativa. Ed. Popular, S.A.Madrid , 1990. Luft, J : Introducción a la dinámica de grupos. Ed Herder. Barcelona, 1996. Martín Zurro, A y Cano J.S: Atención Primaria: Conceptos, organización y práctica clínica.Barcelona: Mosby/Doyma, 1994. Nuthbeam, D : Glosario de promoción de la salud. OMS. Copenhague, 1986. Nuthbeam, D: La promoción de la salud en acción: ideas prácticas para llevar a cabo los pro-gramas. Salud entre todos. Suplemento 32. febrero , 1988. OMS: Promoción de la salud: documento informativo sobre conceptos y principios.Copenhague; OMS, 1984 OMS: Carta de Ottawa para la promoción de la salud. 1986. OMS: Conferencia de Yakarta sobre promoción de la salud, conceptos y principios. 1991. OMS: Conferencia de México sobre promoción de la salud. 2000. OMS: Promoción de la salud, conceptos y principios. En Papeles de Gestión Sanitaria n º 11,1988: 34-81. OMS: Educación para la Salud. Manual sobre educación sanitaria en Atención Primaria deSalud. Ginebra, 1989. OMS: Salud 21, Salud para todos en el siglo XXI. Madrid: Ministerio de Sanidad y Consumo,1999 PACAP: Revista Comunidad. Nº 4 Nov 2001. Granada Perez, MJ y Echauri, M : En la madurez... Guía para promover la salud de las mujeres. EditaGobierno de Navarra, 1996. Perez, MJ y Echauri, M: Instrumentos de Promoción de Salud. Dimensión Humana 1998; 5(vol.2):35-44. Perez, MJ y Echauri, M : Estilos de vida. Promoción de Salud. Acciones Colectivas yComunitarias. Edita Gobierno de Navarra, 2001. Rogers, C.: El proceso de convertirse en persona, 17 Edición. Paidos. Barcelona, 2000. 25
  26. 26. Serrano, MªI, : Educación para la salud y participación comunitaria. Ed Díaz de Santos, Madrid,1989. Tones, BK : Educación sanitaria e ideología de promoción de salud: Revisión de enfoques alter-nativos. 2º Seminario de Educación para la salud, 1986. Tones, K. Y Tilford, S : Health Education: Effectiveness, efficiency and equity. Londres,Chapman and Hall, 1994. Vaccani, R : Strumenti didattici e finalitá formativa. Università L. Bocconi. Milan, 1996. Vargas, L, Bustillos, G y Marfán, M Técnicas participativas para la educación popular. EdPopular S.A Madrid 1993. Villanueva, P : La educación de adultos hoy. Necesidad y perspectiva de cambio. Ed.Promolibro. Valencia, 1984. 26
  27. 27. CENTRO DE INTERÉS 1: SALUD-ENFERMEDAD
  28. 28. ÍNDICE DEL CENTRO DE INTERÉS 1: SALUD-ENFERMEDAD1.1. Centrándonos en el tema . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .30 Introducción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .31 Concepto de Salud. Visión integral y ecológica . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .31 Modelos socioculturales de salud-enfermedad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .31 Determinantes del proceso salud-enfermedad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .36 Geografía de la salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .38 Factores medioambientales físicos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .39 Factores humanos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .40 Sistemas de Información Sanitaria: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .43 Clasificación de los Sistemas de Información Sanitaria en España . . . . . . . . . . . . . . . . .45 Indicadores de los Sistemas Sanitarios . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .47 Sistemas de información en Atención Primaria . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .49 Desigualdades en salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .50 Determinantes mayores en las diferencias de salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .50 Desigualdades de salud en España . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .52 Algunas lecturas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .551.2. Diseñando el programa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .57 1.2.1. Objetivos y contenidos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .57 Objetivo general . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .57 Contenidos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .57 Hechos, conceptos y principios . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .57 Actitudes, valores y normas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .57 Procedimientos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .57 1.2.2. Menú de actividades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .57 Proceso de secuenciación de actividades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .58 Actividad 1. Proceso de salud-enfermedad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .59 Material 1A: Concepto individual de salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .60 Material 1B: Vivencias de mi estado de salud-enfermedad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .61 Material 1C: Cambios experimentados durante una enfermedad . . . . . . . . . . . . . . . . .62 Material 1D: Demandas y exigencias sociales con respecto a la persona enferma . . .63 Material 1E: Tres formas de vivir la salud-enfermedad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .64 Material 1F: La salud en la publicidad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .65 Material 1G: La Belleza . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .66 Material 1H: La maternidad en los últimos siglos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .68 Material 1I: Análisis de los determinantes en un problema de salud . . . . . . . . . . . . . .69 Material 1J: Distribución económica en los determinantes de salud . . . . . . . . . . . . . . .70 Actividad 2. Desigualdades en salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .71 Material 2 A: Influencia en mi salud de las desigualdades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .72 Material 2B: Diferentes desigualdades en salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .73 Material 2C: Influencia de los estilos de vida . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .74 Material 2D: Desigualdades de salud en España . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .75 Material 2E: Utilidades de la información sanitaria . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .76 Material 2F: Indicadores de salud en España . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .77 28
  29. 29. Material 2G: Cartera de servicios de tu centro de salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .79Material 2H: ¿Qué podemos hacer para disminuir las desigualdades? . . . . . . . . . . . . .80Material 2I: Influencia de las catástrofes naturales en la salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . .81Material 2J: Indicadores sanitarios. Su utilidad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .82 29
  30. 30. 1.1 Centrándonos en el tema Principales determinantes de salud Fuente : Dahigren G y Whitehead, M : "Policies and strategies to promote social equity in health"Stochholm; Institute for Future Studies, 1991. 30
  31. 31. Introducción El concepto de salud es un término difícil de definir, la ciencia médica pocas veces se ha atre-vido a hacerlo, ya que su definición condiciona las políticas sanitarias. Su concepción ha ido evo-lucionando desde la relación con factores mágico-místico-religiosos, pasando por la asociaciónexclusiva con agentes patógenos, hasta el reconocimiento de su multicausalidad (concepto bio-psico-social) y búsqueda de orientación promotora de salud y de prevención de la enfermedad. A lo largo de la historia se ha dado más importancia al concepto de enfermedad que al de salud,predominando el carácter objetivo, biologicista (disease/patología); había que combatir la enferme-dad. La salud se definía desde lo negativo, desde la enfermedad. La parte de la enfermedad indi-vidual o psicológica o la vivencia personal (illness/dolencia) y la repercusión social (sickness/ mal)no se tenían en cuenta, salvo en la época grecorromana y a partir de mediados del siglo XX dondeprevalece el concepto de salud sobre el de enfermedad. En cualquier caso, la salud es considerada como uno de los grandes valores individuales ycolectivos, junto con otros como la justicia, la libertad o la educación, a la cual los ciudadanos tie-nen derecho, y por tanto las instituciones y los individuos dedican una parte importante de susrecursos materiales e intelectuales para su consecución y mantenimiento. Concepto de Salud. Visión integral y ecológica En el año 1946 la OMS en su declaración fundacional, define la salud como un estado de com-pleto bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades.El goce del grado máximo de salud, que se puede lograr, es uno de los derechos fundamentalesde todo ser humano sin distinción de raza, religión, ideología política o condición económica osocial. Esta definición supuso un gran avance al incorporar por primera vez el concepto psico-social,definiendo la salud desde un término positivo, es decir equiparando bienestar a salud, además deunificar el criterio de salud entre los países. Sin embargo, también ha sido criticada desde dos posiciones distintas, por una, los que la con-sideran atrevida para su época al incorporar el componente social y equiparar bienestar a salud, ypor otra los que dicen de ella que es utópica, estática y subjetiva al considerar que el “completobienestar” de manera continuada es inalcanzable. Posteriormente diversos autores han elaborado definiciones basadas en la de la OMS en lasque han ido introduciendo elementos más dinámicos, incorporando el término de capacidad pararelacionarse con el ambiente. Una de las más completas que podemos encontrar es la de Blum,para el cual salud es la capacidad del individuo para mantener un estado de equilibrio apropiado asu edad y a sus necesidades sociales, en el que éste está razonablemente indemne de importan-tes incomodidades, incapacidad, insatisfacciones o enfermedad, así como la capacidad de com-portarse de tal forma que asegure la supervivencia de su especie tanto como su propia realizaciónpersonal. Modelos socioculturales de salud – enfermedad Desde la perspectiva social, el concepto de salud es una construcción dinámica, que ha idoevolucionando a lo largo de la historia condicionada a los cambios económicos, científicos yculturales. No podemos olvidar que la salud-enfermedad, el estilo de vida, las pautas de consumo, las for-mas de pensar, de sentir y de actuar están influenciadas, además de por la biología, la propia expe-riencia, y los recursos y capacidades personales, por factores socioculturales. Estos son distintossegún las sociedades, culturas y grupos sociales. Se han formulado varios modelos para describir la salud, según las diferentes culturas y épo-cas (Tabla-1). 31
  32. 32. Tabla 1 MODELOS SOCIOCULTURALES DE SALUD - ENFERMEDAD La salud en los Pueblos Primitivos Períodos Históricos Vivencia de la enfermedad- salud Pueblos Primitivos Místico, mágico, tabú, alma, espíritus. La Grecia Antigua La salud es la ausencia de la enfermedad. La Roma Clásica Política sanitaria pública Enfermedad como expresión de la cólera divina, oscu- La Edad Media rantismo religioso. Aparición de la Higiene Social. Inicio de la prevención y Siglo XVIII - XIX de la epidemiología. Se valoran otros determinantes de salud como pobreza, condiciones de trabajo, hábitat. Siglo XX: extensión Desarrollo del conocimiento científico y crecimiento de de las enfermedades la ciencia médica. Ecología. Enfermedades crónicas. sociales Sanidad Internacional. Las sociedades primitivas, pequeños grupos de población nómada, recolectores y cazadores,tenían como principales problemas de salud las adversidades del ambiente y el equilibrio ecoló-gico del medio, las enfermedades son atribuidas a fuerzas extranaturales, la persona enferma esuna víctima, a veces culpable de haber traído la enfermedad como consecuencia de su conduc-ta. El tratamiento está orientado a la expulsión de los espíritus o demonios causantes de su mal. Posteriormente el asentamiento estable, la agricultura, la propiedad privada, permite el creci-miento de la población, la sociedad se organiza en clases, las diferencias sociales establecendiferencias en la dieta y en las condiciones de vida en general, se establecen las guerras comomedio de conquista, todo esto hace que aparezcan y se difundan las enfermedades infecciosas.El pensamiento mágico-religioso de estas sociedades ve el castigo divino en la aparición y pro-pagación de estas enfermedades. Así por ejemplo en la cultura asiriobabilónica, la pérdida de salud se le atribuía a un shêrtu ocastigo de los dioses. En Egipto se hacía una interpretación causal; empírica, para la medicinaexterna, y religiosa para la interna. En la antigua China los factores que influían en la salud eranel Yin y el Yang, que se contraponen entre sí y están regidos por el Tao. La salud en la Cultura Clásica La civilización griega es el origen del pensamiento racional. Se caracterizó por establecer laconexión entre el ambiente social (alimentación, trabajo, costumbres) y ecológico (geografía,agua...) con la salud, y en desarrollar las normas de salud pública hasta grados no alcanzadoscon anterioridad: higiene personal, deporte, dieta alimentaria correcta y saneamiento del medioambiente. En el Imperio Romano, se mantuvieron las normas griegas y la ingeniería sanitaria avanzómucho con obras como los baños públicos, termas, acueductos. En el Corpus Hippocraticumla enfermedad es atribuida a causas o determinantes internos (raza, temperatura, sexo y edad)y externos (mala alimentación, aire corrompido, traumatismos, etc.). El concepto positivo grecorromano de mejora de la salud, basado en la mejora del bienes-tar individual y en la estética, coexiste con uno negativo de eliminación deliberada de débiles einválidos. 32

×