Poesía lírica en España tras la guerra: de 1940 a 1970

1,780 views

Published on

Introducción a la poesía lírica después de la Guerra Civil.
Miguel Hernández.
Arraigo y desarraigo.
Poesía social.
Generación del 50: "Segunda Edad de Plata" en los años 60.

Published in: Education
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
1,780
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
213
Actions
Shares
0
Downloads
14
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Poesía lírica en España tras la guerra: de 1940 a 1970

  1. 1. POESÍA LÍRICA EN ESPAÑA Desde 1940 a 1968 Miguel Hernández. Poetas de posguerra Poesía social Generación del 50
  2. 2. Miguel Hernández Difícil de encajar en una generación u otra: el más joven de los poetas del 27 y el más influyente en la posguerra  Mito de “poeta pastor”: familia campesina, estudios con los jesuitas de Orihuela, formado en el círculo literario de Ramón Sijé y la revista El gallo crisis  Dominio de la metáfora y la versificación clásica española: lira, soneto, silva, octava real 
  3. 3. Primera etapa Perito en lunas (1933), 42 poemas en octava real (cfr. Góngora, Soledades)  Poesía de influencia gongorina, cuando el grupo del 27 ya estaba en la línea neorromántica y surrealista 
  4. 4. Mesa pobre (Octava XXXVIII) Este paisaje sin mantel de casa gris, ¡ay casi ninguno en accidentes!: los pastos pobres... la colina escasa de trigo... los cristales no corrientes... sólo al final, frustrando el gris, en masa, colores agradables a los dientes, enconan el paisaje de destellos, y se obra un cigüeñal de ávidos cuellos.
  5. 5. Segunda etapa: madurez creadora El rayo que no cesa (1936; El silbo vulnerado, 1934): 27 sonetos de entre 30 poemas.  Experimentación con el lenguaje, aunque sin la frivolidad del anterior libro  Tema amoroso: cancionero clásico (cfr. Petrarca), dirigido o dedicado a la mujer amada.  Excepción: Elegía a Ramón Sijé 
  6. 6. Elegía a Ramón Sijé (En Orihuela, su pueblo y el mío, se me ha muerto como del rayo que por doler me duele hasta el aliento. Ramón Sijé, a quien tanto quería) Un manotazo duro, un golpe helado, Yo quiero ser llorando el hortelano un hachazo invisible y homicida, de la tierra que ocupas y estercolas, un empujón brutal te ha derribado. compañero del alma, tan temprano. Alimentando lluvias, caracolas y órganos mi dolor sin instrumento, a las desalentadas amapolas daré tu corazón por alimento. Tanto dolor se agrupa en mi costado
  7. 7. No hay extensión más grande que mi herida, lloro mi desventura y sus conjuntos y siento más tu muerte que mi vida. Ando sobre rastrojos de difuntos, y sin calor de nadie y sin consuelo voy de mi corazón a mis asuntos. Temprano levantó la muerte el vuelo, temprano madrugó la madrugada, temprano estás rodando por el suelo. No perdono a la muerte enamorada, no perdono a la vida desatenta, no perdono a la tierra ni a la nada.
  8. 8. En mis manos levanto una tormenta Volverás al arrullo de las rejas de piedras, rayos y hachas estridentes de los enamorados labradores. sedienta de catástrofes y hambrienta. Alegrarás la sombra de mis cejas, Quiero escarbar la tierra con los y tu sangre se irá a cada lado dientes, disputando tu novia y las abejas. quiero apartar la tierra parte a parte a dentelladas secas y calientes. Tu corazón, ya terciopelo ajado, llama a un campo de almendras Quiero minar la tierra hasta encontrarte espumosas y besarte la noble calavera mi avariciosa voz de enamorado. y desamordazarte y regresarte. A las aladas almas de las rosas Volverás a mi huerto y a mi higuera: del almendro de nata te requiero, por los altos andamios de las flores que tenemos que hablar de muchas cosas, pajareará tu alma colmenera compañero del alma, compañero. de angelicales ceras y labores.
  9. 9. Poesía de guerra    Significa el término de su evolución ideológica, desde la cultura católica a la colaboración con Pablo Neruda y el compromiso con el PCE. Viento del pueblo (1937), escrito en un lenguaje claro y con una intención política: la defensa de la República Española. Se dedica a Vicente Aleixandre. El hombre acecha (1937-38), impreso en marzo de 1939; pero no llegó a publicarse hasta 1981. Dedicado a Neruda. Al ritmo de la guerra, el tono oscila entre combativo, social, político y afligido por la matanza
  10. 10. El herido II Para la libertad sangro, lucho, pervivo. Para la libertad, mis ojos y mis manos, como un árbol carnal, generoso y cautivo, doy a los cirujanos. estatua por el lodo. Y me desprendo a golpes de mis pies, de mis brazos, de mi casa, de todo. Porque donde unas cuencas vacías amanezcan, ella pondrá dos piedras de futura mirada, y hará que nuevos brazos y nuevas piernas crezcan en la carne talada. Para la libertad siento más corazones que arenas en mi pecho: dan Retoñarán aladas de savia sin espumas mis venas, otoño y entro en los hospitales, y entro en reliquias de mi cuerpo que pierdo los algodones en cada herida. como en las azucenas. Porque soy como el árbol talado, que retoño: Para la libertad me desprendo a porque aún tengo la vida. balazos de los que han revolcado su
  11. 11. Poesía póstuma Cancionero y romancero de ausencias (1939-1941), escrito durante su prisión, hasta su muerte en 1942.  Estrofas populares (arte menor y rima asonante: seguidillas, coplas) y lenguaje sencillo.  Expresión de su dolor por la devastación, la cárcel y la separación de su mujer y su segundo hijo, recién nacido. 
  12. 12. Menos tu vientre  Menos tu vientre todo es confuso. Menos tu vientre todo es futuro fugaz, pasado, baldío y turbio. Menos tu vientre todo es oculto, menos tu vientre todo inseguro, todo postrero, polvo sin mundo. Menos tu vientre todo es oscuro, menos tu vientre claro y profundo.
  13. 13. Retrato de Miguel por Buero Vallejo, compañero de cárcel, 1940
  14. 14. Tendencias de la poesía de posguerra  Poetas del exilio: ◦ adquieren notoriedad los malagueños Emilio Prados y Manuel Altolaguirre (junto a los supervivientes del 27: Cernuda, Alberti, Salinas, Guillén), ◦ León Felipe ◦ Juan Gil-Albert: regresado a una vida clandestina en España desde 1947
  15. 15. Poesía de posguerra en España      Poesía arraigada Poesía desarraigada Grupo Cántico, de Córdoba: Pablo García Baena; tono vitalista y “pagano” (referencias grecolatinas) Vanguardismo: postismo o “postsurrealismo” de Carlos Edmundo de Ory; Juan Eduardo Cirlot, Miguel Labordeta Poetas del 27: desarraigo: Dámaso Alonso, Hijos de la ira (1944) y Vicente Aleixandre, Sombra del paraíso (1944) e Historia del corazón (1954)  arraigo: Gerardo Diego, Paisaje con figuras (1956)
  16. 16. Poesía arraigada ◦ Tema amoroso, intimidad, paisaje, historia “imperial” ◦ Formas de la tradición castellana ◦ Órganos de difusión: revistas Escorial y Garcilaso, vinculadas al falangismo ◦ Poetas: Luis Rosales (La casa encendida: 1949-1967), José García Nieto (director de Garcilaso), Luis Felipe Vivanco, Dionisio Ridruejo
  17. 17. Poesía desarraigada ◦ Verso libre o poesía versicular ◦ Tema existencial y tono crítico ◦ Revista Espadaña, donde se incuba la “poesía social” y se defiende su función comunicativa (frente al elitismo y escapismo en la estética “imperial”) ◦ Victoriano Crémer y Eugenio de Nora son los “antologistas” y promotores de la poesía social en los años 50 ◦ Los más destacados: Blas de Otero (Ángel fieramente humano, 1950) y Gabriel Celaya (Cantos íberos, 1955)
  18. 18. Generación del 50 Se forman en la poesía social, luchan contra la dictadura, pero cultivan una lírica personal a los largo de los años 60  Lenguaje coloquial, verso libre, ritmo “natural” o entonativo, humor y autoironía  Influjo de Cernuda y la poesía anglosajona (T.S. Eliot, W.H. Auden) 
  19. 19. Grupo de Barcelona Jaime Gil de Biedma (Las personas del verbo, poesía completa)  José Agustín Goytisolo: cfr. “Palabras para Julia”  Carlos Barral, editor del grupo  Otros autores: Jaime Ferrán, Alfonso Costafreda 
  20. 20. Palabras para Julia, Bajo tolerancia (1973) Tú no puedes volver atrás porque la vida ya te empuja como un aullido interminable. Hija mía es mejor vivir con la alegría de los hombres que llorar ante el muro ciego. Te sentirás acorralada te sentirás perdida o sola tal vez querrás no haber nacido. Yo sé muy bien que te dirán que la vida no tiene objeto que es un asunto de lo que un día yo escribí pensando en ti como ahora pienso. La vida es bella, ya verás como a pesar de los pesares tendrás amigos, tendrás amor. Un hombre solo, una mujer así tomados, de uno en uno son como polvo, no son nad Pero yo cuando te hablo a ti cuando te escribo estas palabras pienso también en otra gent
  21. 21. Tu destino está en los demás tu futuro es tu propia vida tu dignidad es la de todos. Otros esperan que resistas que les ayude tu alegría tu canción entre sus canciones. Entonces siempre acuérdate de lo que un día yo escribí pensando en ti como ahora pienso. Nunca te entregues ni te apartes junto al camino, nunca digas no puedo más y aquí me como a pesar de los pesares tendrás amor, tendrás amigos. Por lo demás no hay elección y este mundo tal como es será todo tu patrimonio. Perdóname no sé decirte nada más pero tú comprende que yo aún estoy en el camino. Y siempre siempre acuérdate de lo que un día yo escribí pensando en ti como ahora pienso.
  22. 22. Poetas “sin escuela” Ángel González: asuntos cotidianos tratados con humor y amor (p.ej. Grado elemental, 1962)  Claudio Rodríguez, Don de la ebriedad (1953): poesía mítica y metafórica  José Hierro y José Ángel Valente evolucionaron dando pie a nuevas tendencias: poesía onírica (Hierro), poesía desnuda y mística (Valente)  José Manuel Caballero Bonald, cofundador de la revista Papeles de Son Armadans 

×