• Share
  • Email
  • Embed
  • Like
  • Save
  • Private Content
El libro del juguete de Denia
 

El libro del juguete de Denia

on

  • 1,389 views

Historia del nacimiento, declive y desaparición de la industria del Juguete en Denia

Historia del nacimiento, declive y desaparición de la industria del Juguete en Denia

Statistics

Views

Total Views
1,389
Views on SlideShare
1,387
Embed Views
2

Actions

Likes
0
Downloads
7
Comments
0

1 Embed 2

http://dejuguetes.es 2

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Microsoft Word

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

    El libro del juguete de Denia El libro del juguete de Denia Document Transcript

    • 1LOS JUGUETESDEDENIAUN SIGLO DE ACTIVIDADINDUSTRIALINTRODUCCIÓNEn todas las culturas y en todas las épocas ha existido el juego y el juguete como una necesidad;los juguetes han potenciado la vitalidad del cuerpo y la mente de los niños y han sido uncomplemento en su desarrollo.Para poder jugar no es preciso disponer de juguetes; los juegos tradicionales sin elementos seperpetúan oralmente, solo son necesarias unas normas transmitidas de padres a hijos, degeneración en generación. No obstante el juguete se ha disfrutado con reglas o sin ellas y haformado parte de la historia de los pueblos. La imaginación de los niños y también la de loscreadores de juguetes han construido y, continúan haciéndolo, mundos cercanos a la realidad ymundos muy lejanos alimentados por la imaginación.Según el poder adquisitivo de la familia los juguetes serán de mayor calidad y naturalmente máscaros, pero ante una madera con cierto parecido a una barca o a una pistola, de un niño sinjuguetes comerciales, su imaginación volará y creará unas situaciones y unas aventurasextraordinarias; de la misma manera, los juguetes más antiguos sin una gran complejidad nimecanismos muy perfeccionados, hacían que los niños suplieran esas carencias y fomentaranmás su imaginación.Es evidente que la importancia de los juguetes en épocas sin cine o televisión, sin “PlayStation”, sin DVD, móviles… era mayor que en la actualidad. 2
    • Los juguetes que han sobrevivido a manos de los niños se presentan a nuestros ojos como unjuguete antiguo, con una mezcla de nostalgia y ensoñación. Nuestra mirada los recorre y puedever simplemente un juguete, una obra de arte, un documento de una época o una pieza decolección.También nos podemos percatar de algunas lecciones que el propio juguete nos ofrece de formacasi evidente:- Los materiales para fabricar juguetes han estado muy diversos desde arcilla, cañas, hojas decañaveral, cartón, telas, alambres, hojalata, madera, plástico, huesos de frutas etc.- Los mecanismos pueden ser muy sencillos o con una cierta complejidad: con movimiento osin movimiento, eléctricos, en pilas, con resorte...- Las maquinarías pasarán de las más elementales a las más “inteligentes”, con complejasordenadores que sustituirán en gran parte la mano del hombre. Esta actividad de hacerjuguetes, convertida en industria, va evolucionando juntamente con la sociedad y va cambiandotanto en las materias empleadas como en los procesos de trabajo y en las maquinarias.- La cultura material de un pueblo y la cultura anímica, rituales, supersticiones, etc. serántambién una interesante lección a aprender ante los juguetes de otro tiempo.Visitando un museo de juguetes podremos hacer una lectura global de los aspectosanteriormente citados. Si miramos detenidamente las piezas del museo, lo que observamos esun resumen de una sociedad con sus costumbres, ritos, actividades laborales, vajillas,mobiliarias, medio de transporte de la época; es como la entrega a los niños de las formas de lavida adulta a medidas reducidas; así ellos pueden conocer la realidad de otro tiemporeproducida en los juguetes. En cierta medida es una lección de historia.Los juguetes representan la cultura material de una sociedad, pero además indican sus valoresmuchos de los juguetes, que fomentan el rol de madre y ama de casa se han regalado siempre alas niñas. Los niños han tenido armas, coches, camiones, trenes, etc.Este libro es un compendio de amor por el mundo del juguete unido a la nostalgia del pasado,a la apasionante investigación científica de estudiar aspectos concretos de un momento denuestra historia reciente. Conexión con nuestras raíces y nuestros antepasados.También hemos querido poner al alcance de todas unas vivencias que la población de Deniacon trabajo e imaginación supo utilizar para superar momentos económicos difícilesTodas estas razones hemos confluido en la idea de Eustaquio Castellano, director del MuseoValenciano del Juguete, que tiene comenzado un ambicioso trabajo sobre los juguetes en laComunidad Valenciana. Conocedor y admirador del juguete de Denia ha contribuidodesinteresadamente a la realización de nuestra tarea aportando datos y resultados deinvestigaciones personales que él había llevado a cabo. Esta razón ha acabado de alentarnos ennuestra meta del estudio del juguete de Denia.Los materiales utilizados en el presente trabajo han sido muy diversos y los clasificamos endocumentos de consulta y material de trabajo de campo. Entre los primeros destacaremos losanuarios, directorios, catálogos, matrículas industriales, revistas, cartas, etc.El trabajo de campo ha estado realizado mediando las conversaciones con los escasosfabricantes que aún viven en Denia y con algunos familiares que han sido tambiéninformadores, muy valiosos, que han respondido a las preguntas de un cuestionariopreviamente confeccionado y en algunos casos muy personalizado. 3
    • Las respuestas de los informadores se han trascrito literalmente, entre comillas y en cursiva,respetando su forma de decir las cosas.Los procesos seguidos en la realización de un juguete son muy variados y diversos. Las propiaspalabras de los informadores explican, en primera persona, algunos aspectos de las diferentesmodalidades: la realización de un triciclo, el torneado de la madera, la pintura de un camioncito,la fabricación de una guitarrita, el prensado del cartón, el proceso del trabajo de la hojalata o dela confección de una disfraz, etc.De la misma manera que el trabajo nos remonta a los orígenes e historia del juguete,dedicándole un capítulo al principio del libro, hemos considerado oportuno verificar el estadoactual con la consulta de diferentes especialistas como fabricantes y exportadores actuales,directores de museos, coleccionistas, restauradoras, miembros de asociaciones, etc.La actualidad de esta industria es de gran interés pero totalmente diferente a la de antaño; nonos podemos detener, pero sí que dedicamos algunos breves capítulos a la actualidad de estemundo: a las Ferias del Juguete, a los Museos donde figuran juguetes de Denia, alcoleccionismo, a la restauración de piezas, a las Asociaciones, a empresas de otros pueblos de laComarca, relacionadas con los juguetes...Un listado de léxico específico del mundo del juguete, una relación nominal alfabética y abibliografía consultada a lo largo del extenso período de la confección del libro lo dará poracabado.LA INDUSTRIAEn el siglo XIX y principio del XX, Denia era una ciudad muy unida al cultivo de la vid y másparticularmente a la pasa.Gran parte de la mano de obra del campo era temporera. Los pueblos de la Comarca de laMarina hervían de actividad en el verano, época de la elaboración de la pasa, los paseros debíanestar disponibles para resguardar los cañizos llenos de uva, caso de lluvia o humedad.Una vez la pasa seca, se debía transportar al puerto de Denia, generalmente en carro. Acabadala vendimia y el laborioso proceso de la elaboración de la pasa, el trabajo en el campo era muyescaso. Algunos pueblos contemplaban la dispersión de sus hombres hacia la Ribera, a segararroz; también se iban en diferentes épocas del año al Sur de Francia y a África, donde lostrabajadores de la Comarca estaban muy bien considerados como podadoras.La ciudad que más se beneficiaba de las ganancias aportadas por el comercio y exportación dela pasa era Denia. Su puerto comercial daba salida a muchos productos, pero principalmente ala pasa. Llegaba hasta EEUU, a Inglaterra, al Norte y Centro de Europa... y movilizaba laactividad agrícola de todos los pueblos de la Comarca.Denia tenía una vida muy dinámica con hoteles, casinos, teatros, cines...manifestaciones de unavida moderna con lujo y progreso. El puerto era un trajín de ir y venir de carros y gente. Fue laépoca gloriosa de la ciudad. 4
    • Algunos factores económicos ajenos a los agricultores y a los comerciantes, como laenfermedad de la filoxera en las vides de moscatel o la competencia de otros mercados,acabaron aquella época dorada y la población tuvo que replantearse su forma de vida ysobretodo nuevos trabajos.Esta crisis que se acusó a partir de 1890 arrastró muchas actividades e industrias derivadas de laexportación de la pasa, como fue la de la madera: fábricas que hacían las cajas de diferentestamaños para embalar y transportar el fruto, debieron cerrar su negocio pero la maquinaria y lasherramientas permanecieron inactivas y no fue por mucho tiempo, porque una industria, lajuguetera, las restablecería de nuevo en su actividad.Como las campañas más fuertes de la agricultura y de la industria juguetera no solían coincidir,al principio, muchos dianenses y algunos trabajadores de la Comarca decidieron que podíanpasar temporadas en el campo y el resto en las fábricas, haciendo juguetes de forma artesanal.Muchos agricultores temporeros pasaron a ser empleados en las fábricas jugueteras, sobre todoniños y mujeres. Los hombres se formaron en distintos oficios: ebanistas, torneros, etc. yalgunos más tarde crearán sus propias empresas.Dos poblaciones alicantinas, Ibi y Onil, formaron junto a Denia, el triángulo de la incipienteindustria del juguete, teniendo en común algunas características como el predominio de empleoagrario, la desocupación durante los mesas que no había actividades agrícolas, la existencia deotras industrias con gente con mentalidad emprendedora.Esta circunstancia socioeconómica y la presencia fortuita en Denia de Juan Ferchen,empresario alemán, hicieron posible el montaje de la primera fábrica de juguetes en la ciudad, el1904. Las condicionas eran favorables: una mano de obra disponible, la aportación demaquinaria de Alemania y la tradición juguetera en el país del empresario, así como elconocimiento de los hombres de estas tierras del trabajo de la madera, y también de la hojalata,como materia de la que fabricaban objetos domésticos, embudos, moldes de pastelería,regaderas...Estas y otras razones permitieron que Juan Ferchen montara en mayo de 1904 la “MetalúrgicaHispano-Alemana”, fábrica situada entre la estación ferroviaria y el puerto.El nombre de Juan Ferchen resaltó desde el comienzo de la nueva industria juguetera de Deniay posteriormente el de su hermano, Enrique, con juguetes metálicos, juguetes de hojalatalitografiada como tamboras, aros, carracas, cocinitas, trenecitos, soldados, etc. mezclados conotros objetos de consumo tradicional.Según el Heraldo de Denia de 1904 “el Sr. Ferchen ha importado de Alemania...más de 70máquinas de diversos tamaños, movidas a mano unas y a electricidad otras...Entre las citadasmáquinas debemos citar las de estañar planchas. Además hay prensadoras, estampadoras y unavariadísima colección de moldes para fundir metal”.“Esta numerosa variedad de grandes y pequeños aparatos se hallan instalados en un granzaguán, en el piso bajo del edificio; en otros departamentos se ven materiales metálicos y piezassueltas para juguetes, importados de Alemania. En la planta baja está también el almacén y enlos restantes pisos, los departamentos de pintura, barnizado, etc.”En estos orígenes de la industria juguetera de Denia sería injusto no destacar el nombre de undianense, Enrique Sauquillo, su empresa “Juguetes Sauquillo” ha pasado a la Historia de Deniapor su proyección nacional e internacional, en el mundo del juguete. 5
    • Según el empresario Ramón Sauquillo, nieto de Enrique Sauquillo, los inicios de la fábrica seremontan a comienzos del siglo XX, en el que Enrique con la ayuda de algunos trabajadores, selanzó a la producción de juguetes metálicos. Posiblemente haya sido el primer fabricante dejuguetes de Denia, desde 1901, como afirman sus herederos.También, especializada en juguete de metal, destacó la fábrica de Manuel de Jesús García(1908), sucesora de Ferchen, que posteriormente comenzó una importante producción dejuguetes de madera, característicos de la industria juguetera de Denia.Otra empresa, “La Universal” de J. Bordehore, que se inició el 1909 estaba especializada enjuguetes metálicos y rivalizó cono “Metalúrgica Hispano-Alemana”.Gran parte del juguete metálico de consumo nacional se produjo en esta zona de Alicante, Ibi yDenia principalmente.Hemos podido verificar que el año 1913, en Denia existían tres fábricas importantes de metal(ya citadas anteriormente) y seis de madera.Muy pronto los juguetes de madera adquirieron una gran importancia en la industria dianense,debido a dos factores principalmente: la importante “serrería” de Riera Vallalta (1878-79),fabricante de envases para la exportación de pasa, y el puerto de Denia donde se desembarcabala madera.Un fabricante, Pedro Riera Mulet (1913-1914) destacó por la calidad y originalidad de susjuguetes de madera, de gran delicadeza y magnífico acabado. Los mueblecitos de madera conapliques metálicos germánicos, son una autentica obra de arte. La fábrica estuvo en actividadun año solamente.La 2ª década del siglo será de consolidación en la industria del juguete de Denia,incrementándose el número de fábricas y realizándose un tipo de juguetes que más tarde seconsideraron como prototipo de Denia: los denominados juguetes de “sport” (triciclos, coches,patinetes...).En 1921 se experimentó una novedosa organización social de trabajo, con el nombre de“Cooperativa La Diana”. Un grupo de trabajadores se emanciparon del patrón y fundaron laCooperativa con capital propio, con acciones populares de 25 pesetas cada una.Muy pronto, los fabricantes dianenses vieron en esta industria del juguete un trabajo confuturo. En el año 1924 ya existían en Denia al menos 15 fábricas montadas por hombres denegocios del país y el 1929 más de 20.La industria del juguete fue sensible a los conflictos nacionales e internacionales. Según J.R.Valero Escandell la Primera Guerra Mundial y la proclamación de la República favorecieroncoyunturalmente a algunos sectores de la industria española con nuevas posibilidades deproducción y de compra; algunos de los países competidores que tradicionalmente eranproductores debían transformar su economía para poder adaptarse a las necesidades bélicas; lademanda de juguetes también se vio afectada. La competencia de juguetes extranjeros se redujoy España pudo convertirse en país exportador. Según Corredor Matheos en este momentoEspaña era la tercera nación europea en la fabricación de juguetes.El año 1929 marcó un hito en la industria juguetera: la presencia de Denia en la “ExposiciónInternacional de Barcelona”. A partir de este año y hasta el 36, comenzó la exportación de losjuguetes de Denia a varias naciones iberoamericanas y a Bélgica, Holanda, Suiza, Inglaterra,Países Escandinavos e incluso la India. Los juguetes de Denia eran muy apreciadosinternacionalmente, sobretodo en Alemania y en España, en Cataluña. 6
    • Este período fue la cuna de la industria juguetera dianense donde muchos trabajadores ytrabajadoras tuvieron su formación profesional en fábricas como las de Oliver Morand, F.Calabuig, Sauquillo, Simó y Monllor, entre otros.El crac de 1929 que afectó a toda la economía mundial provocó también una fuerte crisis en eljuguete español pero pudo resistir haciendo frente a las dificultades que eran menores que lasde Alemania o E.E.U.U, porque su mercado era fundamentalmente nacional.En el 1931 se efectuó una larga huelga, fruto de la lucha de los trabajadores del juguete porlograr unas mejores condiciones laborales; los obreros querían un contrato colectivo y lospatrones lo querían individual. Francisco Calabuig Domenech, el mes de junio de este año,aceptó las bases íntegras de un Convenio Laboral, presentadas por la “Unión ObreraDianense”, Sección de Constructores de Juguetes, en general. La decisión de la aceptación delas bases fue muy positivamente valorada. Esta huelga tuvo repercusión provincial, nosolamente en la industria juguetera sino también en otras ramas de la industria. La lucha fue tanfuerte que en algunos momentos intervino la Guardia Civil.Del 1932 al 1938 se prolongó el conflicto y tuvo repercusiones laborales. Se lograron nuevasbases de trabajo, destacando el seguro de maternidad que sería pagado por los patrones; losobreros tendrían facilidades para su educación personal y profesional y se acordaron lossiguientes sueldos:- Mujeres trabajadoras: 4 pesetas de jornal.
    • - Peones: 6’5 pesetas de jornal.- Oficiales de primera: 9 pesetas de jornal.
    • - Oficiales de segunda: 7’5 pesetas de jornal.- Serradores: 8’5 pesetas de jornal.
    • - Afiladores mecánicos: 8’5 pesetas de jornal.- Aprendices chicos: 1’5 pesetas de jornal.
    • - Aprendizas chicas: 1 peseta de jornal.Con la guerra civil se acabaron las exportaciones a los diferentes mercados; la producción semantuvo pero se abrió una etapa de dificultades. Durante el conflicto para afrontar la crisis elsector se unió y la industria juguetera dianense formó de manera mancomunada, “IndustriaJuguetera Colectiva”: J.I.C. que aglutinaría toda la producción juguetera durante la guerra.Según José Carrasco en las fábricas de juguetes se vieron obligados a fabricar bombas de mano,estabilizadores para morteros y camas de hospital. El emplazamiento de las fábricas estaba enlugares muy peligrosos y decidieron trasladar parte de la maquinaria a la Cueva de “lasCalaveras” en Benidoleig como prevención de posibles ataques.Finalizada la guerra civil española, algunos de los antiguos propietarios recuperaron el controlde las empresas. La madera no era la única materia necesaria, hacían falta otras como el cartón,el hierro, la hojalata, los esmaltes, el acero, las telas, las pinturas... La dificultad para lograr estasmaterias en la posguerra fue enorme y frecuentemente se acudía al mercado negro.En 1940 se formó una Sociedad Anónima, LA I.A.U.C.C.A. formada mayoritariamente porJoaquín Calabuig Morales y Francisco Calabuig Domenech, experimentados empresarios deDenia. 7
    • Esta importante fábrica dianense es recordada, aún hoy, con admiración, por todos los que laconocieron, por su variada producción, de una grande calidad.Llegada la posguerra, la industria juguetera se convirtió en la principal base de mano de obraentre la población dianense. Existían unas treinta fábricas, en la década de los 50. La maderacontinuó como principal materia prima resultaba más económica y el producto final era másaccesible al usuario.Hacia el 1950 Denia sumaba unas 50 fábricas de juguetes y artículos afines, complementos yaccesorios. Así como una docena de talleres auxiliares. Estas fábricas se convirtieron en elprincipal ingreso de la clase obrera dianense. Entre los factores que favorecieron el augecomercial de esta industria destaca la favorable situación de la ciudad y disponer de estación deferrocarril. Barcelona y Madrid eran los principales puntos de venta y también lo eran Sevilla,Zaragoza, Valencia y Bilbao.Una novedad en la industria juguetera de Denia fue la adquisición por José Monllor de lalicencias de algunos productos de Walt Disney y de otros personajes como Popeye, Betty, etc.Posteriormente otros fabricantes también obtuvieron licencias como Giner, Sendra, Josman,etc.La fábrica de Esteban Giner a partir de la década de los 60 se especializó en juguetes de temamarinero: barcos, barquichuelos, “catamaranes”, balandros, veleros, etc...La temporada juguetera era la de primavera – verano para producir y la de octubre a diciembre,para preparar y servir los encargos para las ventas de Reyes; algunas empresas distribuíantrabajo a domicilio entre la mano de obra tanto masculina como femenina; eran las sucursalesque en terminología actual sería la economía sumergida.Una característica general de las fábricas era la de tener un número reducido de trabajadores; seveían obligadas a completar su actividad con las citadas sucursales y con las industrias auxiliaresque fabricaban accesorios. Excepcionalmente destacaban algunas fábricas con mayor númerode operarios como Giner, Sauquillo, JAVIS que disponían de todo lo necesario en la mismafábrica, tanto la maquinaria como los operarios especializados.El juguete no era un artículo de venta durante todo el año y los fabricantes optaran pordiversificar sus artículos. Una parte de la juguetería de tubo metálico se orientó hacia el muebleinfantil, el artículo escolar, de “camping”, puericultura, artículos para la casa, etc. solucionandode esta manera el problema de la estacionalidad en el trabajo.La madera, hasta la aparición del plástico, era la materia prima fundamental siguiendo enimportancia la hojalata y el hierro; se utilizaron otras materias complementarias y a partir de los60 el plástico y sus derivados, los cuales ofrecieron múltiples ventajas: se podían hacer objetoscon más complejidad, mejor acabado, proceso de producción sencillo y limpio, automatizaciónde la maquinaria y producción en serie, reutilización del material sobrante, menos esfuerzofísico por los trabajadores. No es de extrañar el éxito del juguete de plástico, tan bien aceptadopor los fabricantes y por los usuarios.Además algunos empresarios observaron que los juguetes con elementos de plástico teníanmuy buena aceptación entre los clientes, que los encontraban novedosos y modernos. Otrogrupo de empresarios vieron sin embargo, en este cambio, muchos inconvenientes, como es laenorme inversión que suponía adquirir la nueva maquinaria y aprender su manejo. Fue unmomento de cierre de algunas fábricas de Denia; en otros casos se dio una transformación enla empresa y también aparecieron de nuevas ya con los últimos avances y materiales. 8
    • Comenzó a desaparecer el juguete de madera tradicional y algunas empresas introdujeronnuevos tipos de juguetes como los juegos de mesa, juegos didácticos, guitarras, los disfraces…Los artículos variaban continuamente y las empresas tenían una gran movilidad: unas cerraron,otros cambiaron de especialidad; se abrieron fábricas nuevas, algunas fábricas se trasladaron a laperiferia, a la Avda. de las Industrias, o al Polígono Juyarco.En el comienzo de la década de los 60 algunos fabricantes de Denia se unieron para constituiruna Asociación: JUYARCO. Era una forma de potenciar la adquisición de materias primas amenor coste y dar una imagen sólida al exterior.El 9 de febrero de 1971, 55 empresas firmaron el reglamento de la Asociación y dos años mástarde se instalaron en un polígono industrial acabado de crear donde estaban la mayor parte defábricas de juguetes y empresas auxiliares de tubo metálico, ruedas de goma, plásticos ygalvanoplastia. El primer presidente de JUYARCO fue Vicent Monllor Roselló de JuguetesJavis.El mismo 1971 Roberto Roselló Ribes representó, en la Feria Internacional de Johannesburgoa varias firmas de Denia: Amorós y Pons, CAYRO, Giner, Llobell, Morand, Nober, Sauquillo,Sendra, y Simó.El 1972 se confeccionó el primer catálogo general de la agrupación con la clasificación porproductos y no por fabricantes. Es curiosa la introducción al catálogo que decía:“Toda una ciudad con un siglo de tradición en la fabricación de juguetes y artículos artesanosse une en el esfuerzo de seleccionar sus mejores y más bellas creaciones, que a través de estecatálogo tiene el placer de ofrecerle”.Otro paso importando fue crear una oficina de ventas en Denia, a c/Patricio Ferrándiz y unaexposición permanente en Valencia, c/ Ermita.En 1973 a consecuencia de la crisis del petróleo el precio del plástico comenzó a subir, hubogran dificultad para lograr la materia prima y se buscaban por todas las empresas productorasde plástico, en Valencia, Barcelona, Madrid...En 1974 comenzaron a instalarse algunas fábricas en el polígono; JOSMAN, CAYRO,JUGUETES LLOBELL.El 23 de agosto del 76 JUYARCO inauguro la cooperativa de consumo JUYSOCO,economato dirigido a las familias de las empresas jugueteras que desapareció por los años 80.En la actualidad queden tres empresas jugueteras en el polígono de JUYARCO: JUGUETESCAYRO, JUGUETES LLOBELL I JOSMAN. Otras empresas continúan, pero casiexclusivamente como empresas auxiliares. 9
    • LA FÁBRICAEl emplazamiento de las industrias jugueteras a Denia se distribuyó en tres zonas: la ciudadhistórica entre la Ronda de las Murallas...y el puerto contaba con talleres y fábricas pequeñas,instaladas a menudo en la misma casa del empresario y en ocasiones en antiguos almacenes deexportación de pasa.La segunda zona era el barrio del Saladar y la tercera zona el Oeste y Sudoeste de la ciudadhistórica, sobretodo talleres auxiliares.A partir de la segunda mitad de los años 60 algunas fábricas comenzaron a desplazarse hacia elOeste de la ciudad y se creó un polígono industrial. (Vid. Anexo 30)El ambiente de algunas fábricas de juguetes de Denia en sus comienzos era semejante a laatmósfera de un almacén de pasa. En algunas fábricas había un dominio de mujeres y tambiénde niños.Nos comentó una informadora, Rosita Cervera, algunos aspectos de la vida en las fábricascuando ella trabajaba con Esteban Giner: “La encargada era una mujer, Salvadora, aunque eramás normal que el encargado fuera un hombre. Eran unas diez mujeres, había muy buenambiente, generalmente cantábamos. Ellos estaban en las máquinas. Quizá la fábrica tendría 25o 30 trabajadores”.Los hombres estaban generalmente en las máquinas mientras que las mujeres pintaban oembalaban. La viabilidad de trabajar algunos meses en las fábricas de juguetes o en losalmacenes de pasa, ofrecían a la mujer la posibilidad de sacar algún dinero para poder hacerse elajuar o por completar el sueldo de la casa.En los inicios del siglo XX la edad reglamentaria por poder trabajar eran los 14 años, perotenemos constancia de niños y niñas de 10, 11, 12 y 13 años que ya trabajaban. Por esta razónes interesante un anuncio publicitario de la fábrica “Metalúrgica Hispano Alemana” ofreciendotrabajo y aclarando que no se contrataría a nadie menor de 14 años.Había una buena relación entre los trabajadores de diferentes oficios y cuando era la época demás demanda los fabricantes de juguetes tenían la colaboración de operarios ajenos a la fábrica.La duración de la jornada era larga; en algunas fábricas de 12 a 14 horas, en otros de las 6 de lamañana a las 10 de la noche y en ocasiones se prolongaba, en épocas fuertes, a altas horas de lanoche para servir con urgencia los pedidos.La idea y la imagen de una fábrica es muy amplia no significa un espacio con unas determinadasmedidas, ni un número concreto de trabajadores y unas máquinas determinadas.Las fábricas que Denia ha tenido durante los años más fecundos en la producción jugueterahan sido muy diversas y con enormes diferencias: algunas han dispuesto de espacios reducidosdonde los trabajadores y trabajadoras estaban alrededor de una mesa o banco de trabajo comosi se tratara de la sala de su casa. En el otro extremo había fábricas muy importantes, con lasúltimas novedades de maquinaria, normalmente importadas de Alemania; se trabajaba lamadera, el hierro... se hacía el proceso completo de la fabricación de juguetes de una grandecomplejidad.Algunas de estas fábricas eran unas enormes naves separadas según la actividad, conmaquinaria muy moderna para la época y donde podían trabajar de 80 a 100 operarios. 10
    • Una empresa podía comenzar en una fábrica pequeña e ir ampliándola o incluso trasladando sudomicilio por falta de espacio.Algunos documentos como el Reglamento de Régimen Interior” de la Y.A.U.C.C.A. (1951) unade las empresas más importantes en la industria juguetera de Denia, nos dan a conocer laorganización y clasificación de los trabajadores tanto en el sector del metal como en el de lamadera. Divididos en cuatro grupos quedaban de la siguiente manera: personal técnico,personal administrativo, personal subalterno y personal de fábrica o taller.El personal de fábrica o taller, en el sector siderometalúrgico se clasificaba según las funcionesque realizaba en- Oficial de segunda, incluido el ajustador matricero y capataz del taller mecánico.- Oficial de tercera, incluido el ajustador - tornero.- Especialista de primera, trabajador mayor de 18 años, que hubiera demostrado capacidadsuficiente por ejecutar un trabajo de responsabilidad, un acabado y un rendimiento adecuado yperfecto.En el departamento del metal, siderometalúrgico se hace la distinción entre los artículos“sport”, el taller de máquinas, el taller de la hojalata y el taller de pintura.En el departamento del metal, siderometalúrgico se hace la distinción entre los artículos“sport”, el taller de máquinas, el taller de la hojalata y el taller de pintura.Los trabajadores de artículos “sport” realizaban tareas muy diversas y eran montadores debicicletas de juguete, montadores de rueda, niqueladores, pulidores, taladradores, ayudantes demontadores de triciclos, de patines y otros artículos “sport”, estampadores, etc.Los trabajadores de la sala de máquinas, eran estampadores, prensadores a mano,rebordeadores y cortadores de hilo de alambre.En el taller de la hojalata, eran preparadores, torneros de hojalata, manipuladores de hilo dealambre, soldadores, fresadores, etc.En el taller de pintura había ralladores, pintores a mano y pintores a máquina.En el departamento de madera se hace la distinción entre personal masculino y personalfemenino. El personal masculino se clasifica en los siguientes grupos:- Oficial de primera, que puede llegar a hacer el juguete completo, desde la interpretación deldibujo a su completa realización. El afilador de sierras estará asimilado a este grupo y tendrácomo misión afilar, soldar y preparar las sierras de cintas para serrar las maderas.- Oficial de segunda, que monta, encola, contrachapa, y realiza la finalización de los juguetes.Adscritos a esta categoría están el que realizaba los cajones y el embalador.- Oficial de segunda de máquina, encargado de las máquinas de sierra circular, de la lijadorataladradora, cepilladora. También se encargaba de la limpieza y mantenimiento de los motores.Se asimilaba a esta categoría, el tornero de madera y el confeccionador, montador de cajas decartón.- Ayudantes, que colaboraban con los oficiales y comenzaban a realizar trabajos preliminarespara poder pasar a la categoría superior.11
    • - Peones y aprendices.- Serrador de segunda, que trabajaba en sierras automáticas.- “Tupista” de segunda, el que trabaja en la tupí.El personal femenino del departamento de madera tenía las siguientes categorías, adscritas a laclasificación anterior en la descripción del personal masculino:- Oficial de primera.- Oficial de segunda.- Ayudantes.- Aprendices.Es curioso el artículo 55 del Reglamento de “La I.A.U.C.C.A” en el Capítulo VII de vacacionesy permisos que dice así:“El personal al servicio de esta empresa, menor de 21 y 17 años, respectivamente, según sea masculino ofemenino, disfrutará de un periodo de vacaciones retribuidas de 20 días naturales, siempre que acudan acampamentos, cursillos o viajes organizados por el Frente de Juventudes y a petición de éste”.De las diferentes tipologías de trabajo, los de madera y los “sport” son los que suman mayor nºde oficios como serradores, “bugidors”, torneros, lijadores, montadores...Algunas fábricas importantes como la del Sr. Monllor tenían todo tipo de máquinas,emplazadas en diferentes secciones, incluso las de hacer las cajas por el embalaje. En palabrasdel Sr. Roig “Allí entraban los tableros y los troncos de madera y salía el carretero con la mercancía embaladaen cajas hacia el tren”. “Cada máquina además de un oficial tenía al lado un aprendiz”.Las condiciones materiales de la fábrica eran muy básicas. Para iluminarse había diferentessistemas como el gasógeno, “el carburero” y en ocasiones utilizaban la corteza de almendracomo fuente de energía.Comenta el Sr. Luis Catalá que “en el barrio de Baix la Mar había muchas fábricas, en las callesSandunga, Senieta, Puente, La Mar... En esa zona estaba todo lleno de fábricas y a mediodía cuando salían acomer, daba gusto, se llenaban las calles de trabajadores, hombres y mujeres”.El Sr. Juan Carrió Sastre trabajó desde los 12 años en diferentes fábricas de juguetes, comoaprendiz, como oficial y como empresario. Cuando piensa en su vida y nos la cuenta pareceque se trate del argumento de una película; narra y describe minuciosamente los detalles de losprocesos de trabajo y también de los espacios donde ha estado trabajando. Una de las fábricasdonde pasó algunos años fue La IAUCCA: “Estaba en Patricio Ferrándiz. El despacho en la parte dearriba; abajo, a mano izquierda, la maquinaria del trabajo del hierro con prensas, troqueles, moldes. Eranmáquinas muy buenas para la época. Teníamos una prensa de 150 toneladas que hacía de una sola troqueladatoda la puerta de una nevera de hielo o el lateral de un coche grande de pedales.El hierro estaba separado de la madera, que estaba en otra nave, al fondo, con sus máquinas de calar, lalijadora de canto, los tornos, los “atupins” para hacer piñones, la máquina de serrar... 12
    • Separado por un patio estaba la pintura donde trabajaban 14 personas; se hacía a pistola y con taladros. Enotra nave se realizaba el embalaje y allí mismo llegaban los carros para cargar...”.Han pasado algunos años y el mundo del trabajo ha cambiado sustantivamente; las nuevastecnologías y las nuevas formas de producción se han impuesto en el mercado. Lo queacabamos de describir de las fábricas de juguetes parece estar inmerso en un pasado muy lejanoy ningún empresario imaginar ya el funcionamiento de su fábrica sin la ayuda de las nuevastecnologías.EL JUGUETE: DISEÑO Y TIPOLOGIALa primera fase en la producción de un juguete era el diseño, el papel era el soporte de una ideaque después de un largo proceso se materializaba en el objeto en cuestión.Generalmente un diseñador podía ser un pintor, un dibujante o el mismo fabricante que con sucreatividad plasmaba en algún papel sus propios inventos.Los dibujantes o diseñadores frecuentemente trabajaban para varias fábricas. Destacamos aRoldan, Honorato Salvador, J. Ramiro, Arturo Vicens, José Catalá, Calandin, José SalortCardona,…todos ellos provenían de diferentes profesiones como: artistas, profesores dedibujo…Uno de los rasgos más característicos del juguete dianense, de madera, es su variado coloridode tonalidades muy vivas.Una modalidad de la Industria del juguete eran las fábricas que hacían “juguetes en blanco” queposteriormente eran acabados y comercializados en otras fábricas.Una de las clasificaciones más generalizadas entre los fabricantes de juguetes de Denia eindustrias afines es la siguiente:- Juguetes “sport”, de tipo deportivo como las bicicletas, coches de pedales, “karts”,monopatines, patines, etc.- Juguetes de madera y de lata: cocinitas, mobiliario, juguetes de playa: palas, rastrillos,pozalitos, cochecitos, arrastres, carros, camiones...- Juguetes de cartón.- Muñecas.- Guitarras.- Muñecos de paño y muñecos y animales de fieltro.- Disfraces.- Reproducciones de embarcaciones antiguas.- Mobiliario escolar: pupitres, pizarras...- Mueble infantil (puericultura): andadores, cunas, parques, sillitas.13
    • - Artículos de campo y playa: columpios, balancines mesas plegables, sillitas.- Artículos de la casa: neveras, bandejas, escalas plegables...Por tal de unificar los procesos de trabajo nos hemos servido de las materias de los juguetespara agruparlos y explicar los diferentes rasgos y fases del trabajo. Destacamos que en el casode los juguetes de madera y de hojalata, más que la materia de la que estaban realizados, eranjuguetes que definían un tipo muy característico de la industria juguetera.1. Juguetes de hojalataLa I Guerra Mundial está vinculada cronológicamente al juguete de hojalata, dándose un granimpulso a esta industria en España, por la interrupción de las importaciones de los paíseseuropeos en conflicto.Con respecto al proceso de este metal en aquellos momentos, se impuso una técnicadecorativa, la estampación litografiada, es decir la impresión sobre superficies metálicas. Unavez logrado el diseño se añadían los colores manualmente. Posteriormente llegó la impresión encolor; se podían utilizar hasta doce colores; ese cromatismo daba una gran calidad al juguete dehojalata. En una primera fase la litografía fue introducida de forma parcial y algunos detallescompletaban el trabajo con aerógrafo o con pincel: los conductores de vehículos, las crines delos caballos, los laterales de los coches...También por la misma época se generalizaron los juguetes de cuerda o con resorte y tambiénotros sistemas inventados en las mismas fábricas para dar movimiento.Los buenos momentos de la industria del juguete de hojalata finalizaron durante la guerra civil,quedando la mayor parte de las empresas socializadas transformándose en industrias auxiliaresde guerra. Una vez acabado el conflicto, el material de hojalata era muy escaso y se recurría areciclar botes de conserva, botes de pintura y los envases de hojalata del queso y leche en polvollegado de América., que se prensaban y se niquelaban por poder fabricar juguetes.En la década de los 50 apareció un nuevo material, el plástico. Al principio la hojalata nodesapareció por completo y muchos juguetes, como los camiones de JAVIS conservaban lacabina de hojalata y el resto de madera. Otro ejemplo fueron las vajillas de las cocinitas, deplástico y hojalata. Cuando entró en la industria un nuevo material más refinado, el polietileno,la hojalata no pudo competir.En 1975, con el aumento del precio del petróleo, parecía que iba a introducirse nuevamente lahojalata, pero posteriormente desapareció. En la actualidad los juguetes de hojalata no estánpermitidos por la normativa europea de seguridad, excepción hecha a los de colección,fabricados de hojalata, porque no van dirigidos a niños.2. Juguetes de maderaUna de las materias más utilizadas en Denia, en la realización de los juguetes, era la madera.Según la parte de juguete trabajada gastaban un tipo de madera u otra. Los fabricantes preferíanemplear la madera blanda y que se pudiera pintar bien. Las maderas más aprovechadas eran elpino gallego, plátano, aliso (“aliso”) “Oregón rojo”, nogal, haya... 14
    • Nos comentan “que en momentos de penuria también se utilizaba la madera de las cajas y cajones empleadospara embalar. Las mejores eran las de la leche condensada “La Lechera”A partir de los años 50 comenzó a utilizarse para el fondo del jugueteo para lugares pocovisibles el “contrachapado y el “tablex”.Los fabricantes distinguen por la forma de trabajo entre juguetes macizos, recortados, juguetestorneados y calados.Vicente y Francisco Serra, fabricantes de juguetes de madera, nos explicaron el proceso parahacer un juguete.“El dibujante o diseñador hacía los dibujos a tamaño real aproximadamente; posteriormente se sacaban lasplantillas con madera resistente, generalmente haya, que se calcaban encima de una plancha de zinc; con la sierrade “bugir” (calar) iban calando y hacían una plantilla de zinc que después ponían sobre la “madera” y servía deguía para serrar (calar o bugir); las sierras primero eran manuales, mecánicas, a pedal, y más tarde en lasempresas importantes eran eléctricas; gastaban sierras finas”.“Para realizar un camión, primero se hacían los dos laterales, después los de la cabina. La cabina necesitabauna madera más gruesa; algunas cabinas de camiones eran macizas; a la parte delantera de la cabina le dabanla forma con la lijadora, después se clavaba todo con clavos sin cabeza y un poco de cola; se lijaba todo a mano.Para hacer las ruedas cortaban un hexágono con un agujero en medio y lo llevaban al tornero. Un tornero de losmás conocidos, es el “Saorí”, Pepe Martí. También gastaban ruedas de hojalata, pero resultaban más caras; alfinal (años 58-60) las ponían de goma y plástico.”Algunos juguetes de madera disponían de algún tipo de mecanismo de tracción, comopodemos observar en los arrastres.La fábrica de los Serra además de los juguetes de madera produjo, en una segunda etapaguitarras, infantiles y para adultos.La madera empleada era muy diversa. Nos dicen los hermanos Serra que” los mangos solían ser desamba; las guitarras de mejor calidad eran fabricadas con madera de palo santo; otras maderas utilizadas eransapelli, Oregón, chopo, madera de mansonia. Se fabricaban bastantes modelos, hasta doce, de todas las medidas.El dibujo estaba serigrafiado”.La maquinaría que hacían servir para hacer las guitarras era, al principio, la misma que laempleada por hacer los juguetes de madera: sierra circular, lijadora, tupí, prensas, cizallas, yalgunas más específicas...Otro fabricante de la época, José Luis Calabuig Adán, de la empresa La IAUCCA, la describeasí: “Es impresionante contemplar la variada y complicada maquinaría de la industria juguetera: prensas ,turnos mecánicos, fresadoras automáticas, cepilladoras mecánicas, taladros, máquinas de soldadura eléctrica yautógena, todo tipo de herrajes para el trabajo de la hojalata y de la madera; la fábrica tenía un taller deserrar, serrería mecánica, máquinas lijadoras, tornos automáticos para la madera, universales, tupís y la secciónde pintado y decorado con numerosas cabinas aerográficas; el taller de galvanoplastia para niquelado, cobre ycromado de accesorios y juguetes completos”Algunos vehículos como los coches de la I.A.U.C.C.A. utilizaban un mecanismo de cuerda tipocaracol. 15
    • Observamos por la maquinaría citada que la empresa de la I.A.U.C.A era muy importante y quetrabajaba la madera, la hojalata y el juguete de "sport". Naturalmente eran pocas las fábricas quedisponían de tanta maquinaría y que realizaban trabajos tan complejos y diferentes.J. Calabuig continúa recordando el trabajo del juguete y nos enumera las principales materiasempleadas para su realización: “ Además de la madera, gastábamos alambres brillantes, galvanizados, dealuminio, tornillería de toda clase, clavos, hierros redondos de muchas medidas (calibres), chapas de hierro desde0,5mm.hasta 5 o 6 mm, hojalata, estaño, aceros para matricería, tubos para las bicicletas y triciclos, aros,varillas de soldar, zinc, cartón, telas, papel de embalaje, pinturas de celulosa, esmaltes, grasas ,imprimaciones,anilinas, colas, etc.El Sr. Calabuig, comentando el proceso de fabricación de un juguete de madera pasó adescribir la fase de pintura:” La pintura era a mano, por trepas i a pulso. Generalmente era esmalte. Lasplantillas denominadas trepas, consistían en unas planchas de zinc, que se recortaban a mano. Cada color teníauna trepa”.Primero se hacía el dibujo sobre la plancha de zinc, iba recortándose con una sierrecilla dehierro. Según el Sr. Luis Catalá “el que mejor hacía las trepas era Pablo Cervera”Respecto a la pintura Calabuig explicó minuciosamente que “La primera fase del proceso era prepararla madera con una pintura base de imprimación, para sellar los poros y lijar a mano las posibles asperezas.Después ponían la pintura del fondo del juguete, normalmente dos pasadas y con las trepas se pintaban los otroscolores; el negro el último. “La pintura realizada con las trepas era inicialmente un trabajo a mano, pero posteriormenteestas trepas se rellenaban a pistola o aerógrafo.Para algunas piezas utilizaban el procedimiento de inmersión sumergiendo la pieza dentro lapintura.Una forma sencilla y económica era la calcomanía que también decoraba el juguete aunque nose podía comparar con la calidad del juguete pintado.Uno de los oficios importantes en los procesos del trabajo de la madera es el de tornero. Antesde aprender el oficio de tornero, “el Saorí” contó “que pasé por diferentes máquinas como el taladro, lasierra, hasta que me enseñaron a trabajar con el torno y me especialicé en esta tarea. Comencé en la fábrica deMonllor”Todos los informantes coinciden que el “Saorí” ha sido un magnífico tornero. Él comenta “Elproceso era el siguiente: el diseñador y modelista Luis Catalán, dibujaba una pieza y se la llevaba al tornero portal que la modelara. Una vez las piezas del juguete modeladas, la faena era más sencilla y repetitiva; en algunoscasos podían utilizar algún tipo de plantilla por guiarse. Era un trabajo que precisaba buen pulso y muchapaciencia”.Entre las aportaciones más significativas de la entrevista realizada al “Saorí” están los nombresde herramientas de trabajo y maquinaria: la cepilladora, la "gruixadora" o la “tupí”, la sierra, la“lijadora”, y entre las herramientas destacan los buriles, las gubias (algunas se las hacía élmismo) cortantes (cuchillos de talla), taladros, escofinas.Como tornero trabajaba principalmente haciendo las figuras de Walt Disney (Mickey, Pluto,Blanca Nieves y los Enanitos, Popeye y Rosario, etc...)En las fábricas de juguetes se hacíantambién otros objetos como bomboneras (él lo recuerda como un trabajo dificultoso, sobretodo por el encajamiento de la tapa y el vaciado de la madera)Una vez las piezas estaban torneadas se lijaban, masillaban y daban imprimación; se pintaban yse montaban. 16
    • La madera que más gastaban por tornear era el aliso (era una madera sin veta y bastanteresistente, proviniendo del nordeste de Europa o de Canadá). Otras maderas buenas portornear eran el haya y el olivo.3. Juguetes de sport“El juguete de "sport” es una de las primeras modalidades de juguetes, que daría fama a Deniapor su perfección y su acabado. Destacan los autos, los patinetes, las bicicletas y los triciclos.En la fabricación de juguetes de Denia, uno de los más carismáticos fue el triciclo. FranciscoSantacreu ha sido el informante que nos ha aportado información muy valiosa sobre lafabricación de un triciclo. Él nos dice que la maquinaría y los materiales utilizados en su fábricaeran bastante variados y específicos.El triciclo estaba compuesto por dos materias fundamentales: el hierro y la madera. Las piezasfabricadas en madera eran la plataforma o el asiento, los puños del manillar, los perfiles decabezas de animales o personajes...Solían ser de hierro: los pedales, el manillar, la horquilla, lasruedas... A partir de los años 50, cuando apareció el plástico las partes de madera sesustituyeron por esta materia. También el hierro fue reemplazado por el tubo.Las herramientas y máquinas para realizar un triciclo son las cizallas, el martillo vertical, elcontrapunzón, los gatos... Para trabajar es indispensable el banco de trabajo. La devanadora y elcaracol...Las ruedas estaban formadas por el rayo de alambre, el cubito, las arandelas, los “aros” de cañacon un “aro” de goma por fuera o los “aros” de hierro.Las ruedas eran la parte más complicada del triciclo. Según Santacreu “se las hacía Moncho, que lellamaban el “rodero”. Él trabajaba en la misma fábrica. También las hacía Sendra en su taller, como industriaauxiliar; pero ellos le daban todo el material preparado y él las montaba. Era de destacar la diferencia de 5 cm.que había entre las rueda de detrás y la de delante, que variaba según la edad del niño: 13-18 cm (2-3años)/15-20 cm (4-5 años)/18-22 cm (6-7años)/20-25 cm (7-8 años)”“Para los rayos de las rueda gastaban alambre acerado de 2mm. que se compraba por Kg.; venía en rollos ytenían que pasarlo por una máquina, que llamaban la devanadora, para hacerlo recto; después se cortaban y losextremos se doblaban y se hacía como una cabecita que se introducía dentro del hierro de la rueda que tambiénllevaba unos agujeritos y las remachaban con un martillo vertical especial.Después de acabado el triciclo los elementos de madera “se pintaban en la fábrica; primero dabanuna capa de imprimación y lijaban; también masillaban si hacía falta; después se daban dos manos de pintura yencima se ponía la trepa y con una pistola se pintaba”. En cuanto a los elementos de hierro la horquillay las otras pletinas se pintaban de color oscuro y encima llevaban unas rallitas como una cenefa que se hacían amano y a pulso.”Otro sistema de acabado, para las piezas de hierro, era el niquelado, realizado por inmersión.Muchos de los elementos del triciclo son coincidentes con otros juguetes de “sport”, siemprecon detalles diferenciadores. Comenta Santacreu “Para la plataforma del patinete era muy importantetener en cuenta que la malla de la madera de la parte más larga tenía que tener una dirección y la más estrechaotra, a contramalla. Algunos patinetes llevaban una pieza que se llamaba “cuello de pato”* 17
    • 4. Juguetes de cartónDenia, que había sido pionera en el juguete de hojalata y “sport” y que había adquirido unaenorme fama en el juguete de madera, comenzó a introducir otras materias y otros tipos dejuguetes.Entre el año 30 y 50 el material básicamente utilizado para hacer muñecas, caballos, y todo tipode muñecos menudos y personajes fue el cartón. Uno de los primeros fabricantes de cartón deDenia, en el año 1932, fue Vicente Mahiques Sentí.En el trabajo de cartón destacó Julio Ferrer que en 1942 abrió una fábrica especializada enmuñecas. Otra empresa LUDI estuvo especializada en juguetes de cartón por la misma época.Vicente Denia trabajó desde muy jovencito en la fábrica de LUDI y Juan Carrió Sastre en la deJulio Ferrer, respectivamente. Ellos han sido los informantes que han explicado los diferentesprocesos de algunos juguetes, según la materia empleada.El Sr. Denia comenta que “sobre los años 40 en su empresa se fabricaban juguetes de cartón troquelado,combinado con madera; algunos tenían movimiento como un perrito, una gallinita que ponía huevos, unagitanita que bailaba... o personajes como Charlot, Cantinflas, los Hermanos Marx...”La especialidad de Julio Ferrer era la fabricación de muñecas de diferentes tipos y calidades.Nos explicó Juan Carrió Sastre, trabajador de la empresa que “...una de las formas posibles parahacer la cabecita de una muñeca, era introduciendo en las dos partes de un molde de escayola el cartón mojado yuna vez blando mezclándolo con engrudo. Con las manos se iba dando la forma. Las piernas, el cuerpo y losbrazos se realizaban con este mismo sistema. Algunas muñecas tenían el cuerpo, las piernas y los brazos detrapo”.También nos comentó otro sistema para realizar las cabezas de las muñecas, con moldes. “Elmolde de escayola, dividido en dos partes se unía y formaba la cabecita; se untaba con un líquido para que lamasilla líquida una vez endurecida no se pegara en el molde; por el agujero del cuello se vertía la masilla liquida;con formol se lograba que se extendiera bien todo el líquido. Se dejaba en cajitas para que se secaran lascabecitas y se endurecieran. Una vez secas, se sacaban de los moldes. Todos los rasgos, incluso el pelo quedabanmarcados.”Para realizar el acabado de las muñecas, después de pasar una selladora, se lijaban las diferentessuperficies, principalmente las caras, con mucha cuidado y ya estaban preparadas para pintar amano o con trepas los diferentes rasgos (los ojos, las cejas, la boca, etc.) Posteriormenteentraban por hueco del cuerpo las piernas y los brazos, enganchados con goma.La indumentaria de las muñecas era muy variada y se realizaba en el taller de Josefa Ribes y allímismo una vez acabada la indumentaria, las muñecas ya trajes se embalaban para facturarlas.En este taller trabajaban varias mujeres cosiendo.Otra fábrica, la de Francisco Calabuig introdujo una sección de muñecas de calidad, dirigidapor su mujer Mª Concepción Adán Andrés.En la fábrica LUDI, Leonardo Denia realizaba asientos de bicicleta de cartón prensado, en elaño 52. Nos cuenta el Sr. Vicent Denia: “Hicimos una matricería especial, para cortar la forma de lossillines; se aplicaba la prensa manual durante 5 minutos; después se ponía sobre una plancha de hierro conremaches para darle consistencia y finalmente se pintaba, primero dando una pátina especial y despuéspintándolo color cuero. Una buena producción eran 100 sillines diarios”. 18
    • 5. Muñecos de fieltro, de paño y pelucheLas primeras muñecas de paño aparecieron en España al principio de la década de los 20.Primero eran muñecas con las caras de fieltro, momento álgido en la fabricación de muñecas depaño. Las facciones de las muñecas estaban bordadas. Posteriormente los ojos y la boca defieltro de diferentes colores, eran pegados al fieltro.También tenemos el testimonio de Mercedes Pla, buena conocedora de la fabricación demuñecas en Denia. Nos comenta que “al principio, las muñecas se llenaban con paja, después con corchoy en la última fase con polietileno expandible. Los materiales eran telas, lana, seda,” fieltro”, “franela”… “Mercedes hacía los patrones de papel de “manila” y los marcaba con tiza. Tenía una máquinade coser y una prensa. Con unos troqueles con forma de cabezas o de cuerpo, los cortaba.Tijeras, agujas y cola blanca eran los elementos indispensables...Mercedes recuerda que “llegaron a ser 20 mujeres cosiendo” en su empresa “Marilitas”. El embalajetambién lo hacían las mujeres. Ella era la diseñadora y las otras cosían.Con la aparición del plástico, una modalidad era comprar las caretas de celuloide o plástico y lasmujeres de la fábrica hacían el resto.Una de las fábricas de Denia dedicada a los juguetes de fieltro y de peluche, animales ypersonajes de cuento, fue “Artesanía Teddy. El proceso de peluche era semejante al de lasmuñecas de fieltro.6. Otras modalidades de juguetesEn los últimos años, un cambio importante en el mundo del juguete es el de la estacionalidad.Hace algunas décadas era impensable que los niños tuvieran regalos en una época que no fuerala de Reyes. El juguete era un fetiche, que se convirtió posteriormente en un artículo deconsumo. Los aniversarios, los santos, el premio por las buenas notas, etc. comenzaron a sermotivo de regalos por parte de los padres, de los abuelos y del resto de la familia, así como delos amigos del entorno.También cambió el concepto de juguete y de juego, que en algunos casos sobrepasaba elobjetivo lúdico, añadiendo el didáctico entre otros. Los estudiosos del tema, en la actualidad, yano consideran de forma separada las diversas finalidades y opinan que cualquier juguete puedecumplir intrínsecamente diversos objetivos.Toda esta diversificación estacional y social ha funcionado paralelamente a los tipos de juguetesy a las edades de los potenciales clientes, que en terminología actual son auténticosconsumidores. Aparecen diferentes modalidades de juguetes fabricados en materias diversas:madera, plástico, metal...Los juegos y los juguetes no van dirigidos solamente a los niños, sino apúblicos muy diferentes, desde el bebé, a los adultos de todas las edades, personasdiscapacitadas, etc.De los materiales aparecidos en la década de los sesenta, destacó el plástico, con el cual sefabricaron nuevos juguetes y también los tradicionales: diábolos, raquetas, juegos de tenis,“yoyós”, trompas, aros, dianas...Una fábrica de Denia, Cayro, empezó a trabajar la totalidad de sus artículos en plástico. Patentóuno de los primeros juegos de construcción del mercado español: “Laso Miniaturas Locas” 19
    • En la década de los 70 apareció una gama muy importante de juegos magnéticos; eran losjuegos de viaje: los deportivos como los de fútbol, tenis, regatas, etc. y los juegos clásicos: oca,parchís, solitario, guerra de barcos... Los de mayor éxito fueron los juegos de ajedrez y dedamas.Las modas cambian y los empresarios se adaptan a las diferentes sensibilidades de los clientes.Juegos y juguetes casi olvidados vuelven al recuerdo y se fabrican de nuevo en la actualidad,con una estética sugeridora de otras épocas: las tabas, los bolos, la trompa, laberintos,construcciones, rompecabezas...En la década de los 80 empezaron los jardines particulares y algunos jardines públicos aamueblarse con juguetes de colores vivos: toboganes, balancines, columpios. Algunas de lasantiguas fábricas de juguetes tradicionales los sustituyeron por estos nuevos juegos,generalmente de plástico, para jugar al aire libre.Otro tipo de artículo exitoso de esta época fue el relacionado con el deporte, raquetas, palas,juegos de ping-pong, etc.7. DisfracesUna de las evoluciones de la industria del juguete ha sido la confección de disfraces. En Deniala empresa Josman creada en, en el 1964 cambió sus artículos por disfraces, en el 1978. En laactualidad es una fábrica con una plantilla de 50 trabajadores.Hablando con el empresario Manuel Noguera, nos ha hecho la distinción entre artículosgenéricos y de licencia. Se denominan genéricos aquellos disfraces creados, diseñados,confeccionados... etc. por la misma fábrica. Son, naturalmente, las más laboriosas para laempresa. Los de licencia son artículos de marcas de series televisivas, películas, dibujosanimados, personajes famosos...En los disfraces genéricos, el proceso es lento, pese las avanzadillas tecnologías de la empresa.Concebida la idea se realiza el diseño. La modista corta y cose las diferentes partes del disfrazcon telas muy diversas: seda, algodón, raso... Le presenta el artículo, expuesto en el maniquí alempresario y él toma la decisión de dar salida al disfraz o lo retira si considera que no cumplelas condiciones comerciales según su punto de vista.Por medio de un programa específico, introducen los datos al ordenador y después de serdibujados los patrones, se cortan (hasta cien en cada operación). La siguiente fase la realizan lascostureras o modistas y una vez acabado el trabajo, sale de la fábrica en las cajas de embalaje.El mismo disfraz se realiza en tres tamaños diferentes.Los disfraces de licencia tienen un proceso parecido exceptuando la fase de creación que estáya resuelta por la concesionaria de la licencia. El diseño ya viene realizado y se debe completaren la fábrica.8. Juguetes de goma y de plásticoLa introducción de nuevas materias como la goma y el plástico supuso enormes cambios en laindustria y el comercio del juguete. Cambio la materia, los procesos de trabajo, la maquinaría,etc. 20
    • La goma es una materia que se ha empleado más para accesorios de los juguetes a partir de ladécada de los 50, como son los aros de las ruedas de los vehículos: camiones y cochecitos,juguetes “sport”: bicicletas, patines, triciclos, coches.... También se fabricaban con goma lospuños de los manillares y otros elementos.El primer período de este proceso fue esencialmente manual y las escasas máquinas eran muyelementales. Muy pronto comenzaron a introducirse nuevas técnicas y maquinaria sofisticada.Para la fabricación de los aros se utilizaba preferentemente goma negra. Unas láminas de gomaeran cortadas a tiras y se introducían en un aparato denominado “budinadora”; salía a modo deun churro macizo de forma redonda que era cortado en diferentes medidas y formas, según lanecesidad y que eran introducidos en el molde de fundición. El calor y la presión de la prensacompletaban la configuración de la pieza.La última fase consistía en recortar la rebaba o goma sobrante. Todas las piezas eran contadas ymetidas en sacos para su transporte.También se fabricaron algunos juguetes de goma, solían ser artículos sencillos, económicos, degran éxito comercial: puñalitos, pequeños martillos, hachas, burritos...La aparición del plástico constituyó para los sectores industriales, entre ellos la fabricación dejuguetes, una materia esencial en los procesos de fabricación. Se crearon una serie deestablecimientos manipuladores del plástico que preparaban productos semielaborados, piezas,complementos y accesorios para las diferentes industrias. En algunos casos existían fábricasque desarrollaban una actividad manufacturada propia.Los inicios fueron hacia los 60 y la primera maquinaría era completamente manual. Eldesarrollo del trabajo era menos complejo que el de la goma.El primer paso del proceso era la colocación del molde o matriz a la máquina; se ajustaba latemperatura y el tiempo según el tipo de plástico. Se introducía en la tolva o depósito la materiaprima que se presentaba en triturados que podían ser de diferentes grosores y se inyectaba apresión. Posteriormente se abría para desmoldar la pieza.Los moldes utilizados eran de acero y de hierro, fabricados con tornos, fresadoras etc.Además del proceso del inyectado, posteriormente se introdujo el soplado y moldeado. 21
    • INDUSTRIAS VINCULADAS AL JUGUETE1. Industrias afines y auxiliaresDesde el momento en que un juguete nace en la mente de un inventor o del diseñador, hastallegar a manos de un niño, participan oficios e industrias muy diversas, comenzando por el queproporciona la materia prima: madera, hierro, plástico…hasta llegar a manos del fotógrafo.Estas industrias auxiliares surgían a menudo por la demanda de accesorios y otros elementosnecesarios para las fábricas de juguetes.2. Las sucursalesHacia los años 60 hubo un incremento de maquinaria en la industria del juguete, adscrita a lainyección de plástico y para hacer moldes que daban forma a la goma. Se incrementó el trabajoy las fábricas no podían absorber la producción demandada. Destacó el fenómeno de laeconomía sumergida, que en la época se nombró “Sucursal”.En Denia había muchas sucursales, nombre que se le daba en las casas habilitadas como talleresimprovisados y provisionales, en los que trabajaba toda la familia, montando juguetes, por talde obtener un sueldo suplementario. Esta práctica se generalizó en casi todas las fábricas, enmomentos puntuales de urgencia de salida de los artículos.Esta nueva modalidad de trabajo a domicilio se dio en un buen número de industrias. Ibi,dedicada al juguete como Denia distribuía también trabajo por las casas, principalmente amujeres y niños.En Denia lo que era habitual, entre las mujeres jóvenes, era abandonar el trabajo al casarse,porque el principal objetivo había sido ganar dinero para hacerse el ajuar.Los trabajadores y trabajadoras que trabajaban en su domicilio, no estaban inscritos en elcenso.3. La producción en pueblos próximosAlgunos pueblos de la Comarca de la Marina se dedicaron a la actividad juguetera a partir de ladécada de los 40. El más vinculado a la industria dianense fue Ondara. De este pueblo ytambién del pueblo de Pego se han podido consultar los archivos y verificar algunos datos.También hemos sabido que en 1927 José Borrell y Pablo Cervera montaron una fábrica dejuguetes “sport” en Benissa. Hacían principalmente triciclos y cochesOtro caso es el de una fábrica de Teulada de la que se conoce bastante información, gracias aun trabajo de Joan Ivars Cervera.Del resto de los pueblos como como Xàbia, Gata y Pedreguer sólo se ha logrado lainformación por transmisión oral de algunos jugueteros que recordaban algunas relacionescomerciales con Denia, 22
    • realizando algunos accesorios de artesanía vegetal como capacitos, mueblecitos de enea,accesorios de mimbre, de pita etc.LA COMERCIALIZACIÓN1. Embalaje, transporte y distribuciónFinalizado el laborioso trabajo de diseño, construcción, pintado y acabado del juguete, estabafinalizada la primera parte en el proceso del artículo, quedando una segunda, no menosimportante, como es su embalaje, su distribución, transporte y venta.Por realizar todas estas tareas existen varios oficios: embaladoras, ordinarios, viajantes,representantes, fotógrafos, transportistas... y todos los derivados de las industrias auxiliares.Debemos destacar que la pintura y el embalaje lo hacían generalmente las mujeres.Nos comenta el Sr. Paco Roig que “De la pintura se pasaba a otra sección donde estaban lasembaladoras, que ponían los juguetes en papel, en virutas de madera y en cajas”. También nos dice que enla fábrica del Sr. Monllor, donde él trabajaba, “en la sección de embalaje había 5 mujeres y colocaban lascajas ya en estanterías. El cajonero hacía las cajas a medida del juguete”.Otras fábricas pedían las cajas de embalaje a empresas de madera especializadas.El Sr. Roig comenta que “las ventas las hacían los mismos representantes que iban a las tiendas con eljuguete en mano y los dueños les encargaban 10, 15… El ordinario iba a Valencia cada dos días y llevaba losjuguetes a la tienda”Otra forma de hacer los pedidos era por correspondencia o telegráficamente.Nos dice el Sr. Catalá que “El transporte de la fábrica al tren o al ordinario se hacía por carros arrastradospor un animal, (sustituidos más tarde por el motocarro)”Él puntualiza que “el de Peiró era el más conocido.Otro medio de transporte era el carrete de mano que alquilaba, “Micalet de la Melva” (Miguel Pérez), en laplaza del antiguo Mercado.Según V. Balaguer, por el 1940 aparecían en el padrón de Denia 16 vehículos de particulares amotor, 9 de alquiler, 1 autobús y 10 camiones. Por el 1941 existían 32 carros de transporte queatendían todas las necesidades de la industria juguetera y de las otras actividades de la época.Tardaría una década la mecanización, con la llegada de los “motocarros” y los camiones.Un papel muy importante era el de los ordinarios que hacían todo tipo de encargos,desplazándose generalmente en tren, excepto Salort, Mut e Ivars que disponían de camionespropios. Juan García y Julio Ausina se desplazaban a Alicante. A Valencia iban Linares, Varela,Pastor, Curtidor, Salort... Tudela hacía también el servicio Denia-Alicante; Alicante - Denia.También se contrataban servicios a nivel nacional como el conocido “Transportes ELDIRECTO” que distribuía la mercancía por toda España y servicios internacionales como“Mateo Mateo S.A. 23
    • Además había un servicio especial del tren, llamado “de puerta a puerta”, por el cual la empresadel ferrocarril se encargaba de hacer llegar directamente los paquetes desde el punto de origen,a los clientes.2. Agentes comerciales, representantes y clientesLos representantes o agentes comerciales estaban establecidos en un área delimitada, plaza ociudad. Hacían viajes de un mes aproximadamente. El primero era en febrero – marzo, ydespués el de Reyes. Las ventas se realizaban en campañas de verano, a fin de que losalmacenes pudieran prepararse para las fiestas de Navidad, momento primordial en el mundodel juguete.Los agentes comerciales llevaban varías representaciones. El Sr. Roig nos comenta que acabóllevando 11 empresas. Él nos explica que “Todos nos juntábamos en el mismo hotel. De Denia,Francisco Sentí también se reunía con nosotros. El viajante más importante de esta zona fue D. FélixCastelltort. En el viaje de Reyes visitábamos pueblos y todo.”Transcribiendo de nuevo las palabras del Sr. Paco Roig, nos ayudan a imaginar a la perfecciónel ambiente que rodeaba su trabajo y el de sus colegas una vez fuera de Denia:“Llevábamos unas cajas forradas, las cubetas. Salí con dos cajas de 70 kg. Algunas no eran novedades últimas.Cuando llegábamos al hotel salían los encargados (mozos) y nos cogían las maletas y el albarán de facturación.Visitaban los clientes y quedaban a unas horas determinadas. Comunicaban a qué hora y donde debían llevarlas cajas y ellos las transportaban en un carro. Cuando llegaban los viajantes ya estaban las maletas en su sitio.Eso fue hasta que ya fuimos en coche.Los muestrarios eran fotografías o juguetes del tamaño natural. Los encargos se hacían en lápiz/tinta y papelcarbón. Había unas columnas por poner los encargos y el nombre de la fábrica. Allí mismo se tomaba ladecisión. A finales de semana lo poníamos en un sobre y lo enviábamos a la fábrica.El primer viaje eran 25 días; el segundo, dos meses. Íbamos a nuestro trabajo y yo considero aunque no loparezca, que no era un viaje de placer”.También nosotros, actualmente, debemos viajar en el tiempo para imaginar las dificultades deun mundo con unas comunicaciones y unos medios de transporte paupérrimos; primero carrosarrastrados por animales, posteriormente el transporte de los juguetes se hacía primero en treny en vapor....Según J. A. Gisbert hacia los años treinta, los mercados del juguete de Denia se extendían porBrasil, la India, Europa Nórdica, Bélgica, Suiza, Holanda o Bélgica y los principales medios detransporte eran el ferrocarril y el barco. En las décadas de los veinte y los treinta el ferrocarrilera el más frecuente. Las líneas Alicante – Denia y Carcaixent - Denia vía Valencia enlazabancon la red ferroviaria nacional. Más tarde se impuso el transporte por carretera con algúncamión.Para desplazarse los viajantes lo hacían con unas condiciones deficitarias, con billete de tercera,sentados en el pasillo del vagón. Los de Denia se desplazaban por toda España. Como nohubieran podido sobrevivir trabajando para una sola empresa, todos llevaban varías casas.Los teléfonos eran muy escasos, de manivela (“manivela”); no se podía soñar un medio comoInternet o los móviles; tampoco existían las máquinas de fotografiar particulares. Todo aquelloque se quería retratar debía pasar por las manos del fotógrafo. Según el Sr. Roig “Todas lasfábricas tomaban “turno” para ir a Marsal que hacía las fotografías de las novedades de juguetes para loscatálogos, es decir el muestrario.” 24
    • Las ventas se facilitaron mucho con la aparición de los catálogos. Hasta aquel momento losviajantes y representantes debían llevar los paquetes con los juguetes reales, o como máximoalgunos disponían de un muestrario a escala reducida y fotografías coloreadas a mano.A pesar de todas estas dificultades, Denia logró una fama merecida, en la industria del juguete,por sus artículos que se distribuyeron por toda España: Según el Sr. Paco Roig “habíarepresentantes en Valencia, Barcelona, Madrid; otros hacían el Sur, dividido en dos zonas, la Mancha yExtremadura por una parte y Andalucía por otra”.También se desplazaban a Zaragoza, Bilbao, San Sebastián, Santander, Gijón, Oviedo, laCoruña y Vigo...Francisco Sentí fue uno de los representantes más prestigiosos; viajaba por toda España desde1940 y tenía muy buena clientela. Sus hijos ejercieran la misma profesión hasta la actualidad.Durante las décadas 40 y 50 la industria del juguete de Denia adquirió una gran importancia.Cataluña era un buen mercado. Barcelona absorbía la mayor parte de la producción quedistribuía a través de almacenistas.Entre los representantes que vendían los artículos por toda España tenemos constancia de lossiguientes nombres: Francisco Sentí Sena, Vicente Morató en Andalucía; Francisco CataláIvars, en Valencia; Antonio Morera, en Extremadura; Jorge Anglada Rubio, en Cataluña;Gonzalo Castro, en Madrid; Francisco Adsuar, Jaime Catalá Ivars, Domingo Sala…”Sentí,Anglada y Castro, son algunos de los históricos” nos dice un informante.Según nos comenta el Sr. Jaime Catalán “los representantes de la IAUCCA eran: Mariano Rubio,Joaquín Jiménez, Francisco Adsuar... Tenían despacho en Valencia, en la plaza de Alfonso el Magnánimo”La empresa también tenía exposiciones permanentes en Valencia, Madrid, Barcelona,Santander... y en cada una de las ciudades trabajaba uno de sus representantes: Gonzalo CastroMontero, Alberto Pla Ventura. Oscar Mínguez, F. Sabido...Además de a los representantes estaban los viajantes, distribuidos por zonas, que iban con suscatálogos mostrando las novedades del año. Visitaban La “Ruta Norte”, “Ruta Levante y Sur”,Murcia y Albacete, Cataluña... Entre los viajantes figuran Antonio Roselló Herrero (Denia)Juan Antonio Sánchez o Juan Ramón Vives. En las tarjetas de los representantes de los años 60aparece un subtítulo “Agente comercial colegiado”.Uno de los almacenes más antiguos y cliente del juguete de Denia fue “Almacenes ELÁGUILA” que publicaba una revista con dibujos de los juguetes de la temporada.En una época posterior entre los clientes encontramos a Conesa y Verdú, Luís Ramallo (DonBenito), Almacenes Cuervas, Manuel Barreiro (Sevilla), La Juguetera Sevillana, de ManuelGutiérrez Gómez.Entre los clientes de Alicante estaban Rafael Rico Jara, “Juguetes Alicante” y “AlmacenesDamasco”. En Valencia, Miguel Moscardó y Marcol. Almacenes JORBA S.A. y SEPU conalmacenes en Barcelona, Madrid, Zaragoza que tenía la central en Barcelona, Vía Layetana, 33.Otro de los grandes almacenes en Barcelona era “El Siglo” que existía desde finales del sigloXIX. Los días 4 y 5 de enero se hacía una grande exposición de juguetes. 25
    • Un almacén importante que también tenía la casa central en Barcelona era “AlmacenesCapitolio”, con gran número de sucursales distribuidas por Barcelona, Mallorca y Madrid...Otros clientes eran “Almacenes Arias” y “Almacenes Progreso” de Madrid. Además de losgrandes comercios existían las tiendas, especializadas de juguetes, como el caso de la de Mataró,“Juguetes Diamante”Una parte imprescindible en el comercio es la banca; los primeros bancos donde losempresarios del juguete negociaran fueron: “Juan Merle Jugo. S.A.” (la Banca Merle) y tambiéndesde el principio el Banco de Bilbao; posteriormente se trabajó con Vizcaya, Español deCrédito y Banco de Valencia. La Banca de José Comas de Pedreguer, fue otro banco con el quetrabajaran los jugueteros de Denia.No podemos dejar de nombrar otros elementos que tuvieron una gran relevancia en lacomercialización de los juguetes: las ferias de muestras, la publicidad en las revistasespecializadas, los anuarios y las guías comerciales.EL JUGUETE DE DENIA EN EL MUNDO1. El juguete antiguo y el coleccionismoEs sorprendente el número de fábricas y la cantidad de dianenses que han sido trabajadores dela industria del juguete en el período que se ha estudiado en este trabajo, a partir del 1904El núcleo del estudio se ha centrado en el pasado, pero también se ha querido observar lapresencia del juguete de Denia en la actualidad y se ha constatado que la mayor parte deaquellas fábricas que empezaron a principio de siglo han desaparecido. Actualmente quedanpocas en activo y se debe pasear la mirada por ferias y museos para poder reencontrar aqueljuguete de Denia emblemático, principalmente la de madera. Los coleccionistas tambiéncolaboran muy activamente al rescate de algunos capítulos de la historia del juguete.“La tarea de coleccionar juguetes te proporciona experiencias únicas e irrepetibles. Cuando detectas una piezalargamente añorada, que puede que lleves años buscándola por todas partes, parece que tocas el cielo con la puntade los dedos. Pero este es siempre, por fuerza, un sentimiento efímero, porque nuevamente empieza una nuevabúsqueda.”Un coleccionista particular de juguetes empezará, generalmente, por reunir diferente tipo dejuguetes: de madera y de lata, de varias épocas, cochecitos, muñecas, etc. Poco a poco elpragmatismo le hará cambiar la línea de la colección e irá especializándose en un tipo dejuguetes. Una de las principales razones de la evolución y transformación de la colección será elproblema de espacio.Existen, pero muy excepcionalmente, coleccionistas que tienen reunidos una gran cantidad dejuguetes heterogéneos de un gran valor por su singularidad y por su belleza. Este es el caso deManuel Ferrando Catalá, un coleccionista de nuestra comarca, La Marina, que extasía a todo elque contempla las incalculables piezas de su tesoro.Un coleccionista vive atento al cierre de una tienda o al derribo de una fábrica. Tampoco leimportará rebuscar entre los escombros por ver si encuentra un tesoro. Pero donde podránegociar un precio será en un “rastro” o en un anticuario, donde seguramente las piezas yaestarán restauradas y el precio será más elevado 26
    • Recientemente ha surgido otra forma de comunicación entre compradores, vendedores,coleccionistas, profesionales, amigos y entusiastas del juguete antiguo; son las feriasespecializadas de juguetes antiguos y de coleccionismo y también la comunicación por Internet;algunas ferias se complementan con papel antiguo, otras con libros relacionados con el tema,etc.En España la precursora de estas ferias y que continúa celebrándose en la actualidad es la feriade Figueres. Recientemente también han aparecido otras en Madrid y Barcelona.En el año 2007, se ha celebrado la 11a edición de la Feria del juguete; ocupa un segundo lugaren las ferias nacionales del juguete antiguo; normalmente participan vendedores, compradores yvisitantes de toda España e incluso del sur de Francia.La feria de Denia se celebra todos los años a principios de diciembre; se hace al aire libre, en unambiente mediterráneo, donde se mezcla el negocio, la fiesta y la pasión por el juguete. Es másque una feria, porque se rodea de actividades de todo tipo y a mediodía no puede faltar la típicapaella valenciana.Además de los juguetes se pueden encontrar libros sobre el tema y papel (recortables, tebeos...)Todos los visitantes alaban la buena organización de la feria y la cálida acogida. Está organizadapor la Asociación de Amigos del Juguete con la colaboración del Ayuntamiento de Denia.Esta Asociación se creó el año 1996 y cuenta en la actualidad con 60 socios aproximadamente,la mayor parte provienen de la industria del juguete o del mundo del coleccionismo.El objetivo fundamental de la Asociación ha sido recuperar y difundir la actividad juguetera deDenia enmarcada a principio del siglo XX. Los juguetes que han perdurado en el tiempo sonconsiderados por la Asociación como elementos materiales del patrimonio de la ciudad y es porlo que los socios protegen esta riqueza y la divulgan organizando ferias. Otras actividades de laAsociación han sido acercar este mundo a los escolares, organizar exposiciones o coleccionarpiezas de valor y formar un depósito de juguetes de mucho interés, para ser expuestos en elMuseo del Juguete de Denia.2. MuseosLa visita a un Museo de Etnografía, de Arqueología, de Prehistoria etc. tiene la peculiaridad deconseguir transportarnos en el tiempo. El objetivo estético, muy valioso, puede quedar en unsegundo lugar, porque estamos admirando un documento que nos invita a leer, analizar ointerpretar un momento histórico.En el caso de los Museos del Juguete, que nos ocupan, se añade un nuevo ingrediente, y es elmundo de las sensaciones y de las emociones; recuerdos que estaban dormidos y que sedespiertan ante un juguete de la infancia. Niños y adultos espectadores de ilusiones y sueños,que se hacen realidad gracias a un juguete.Se han seleccionado algunos de los museos españoles, que exponen en sus salas, juguetes dediferentes puntos de la geografía, y donde Denia tiene una magnífica representación. En estaselección se incluye, naturalmente, el Museo del Juguete de nuestra ciudad, el único de estosmuseos, que expone solo juguetes fabricados en Denia. 27
    • La información proporcionada de cada una de las piezas es clave para aumentar el interés delespectador. Los trabajos de ordenación y clasificación, así como la de restauración de las piezasson algunas de las tareas del museo.El número de juguetes se incrementa de formas diferentes, comprándolos los Museos oAsociaciones de Juguetes, pero sobre todo gracias a las donaciones. En Denia han colaboradomuchos de los ciudadanos en la formación de su Museo, entregando documentos y juguetes.En la actualidad muchos de estos Museos generan interesantes actividades que amplían el papelde espectador a partícipe en otras funciones de animación tanto para niños como para adultos.MUSEO DEL JUGUETE DE DENIAC/Calderón S/N03700, DeniaTfn.966420260Este museo está emplazado en el edificio de la antigua estación de ferrocarril de la líneaCarcaixent-Denia, construida en 1980.El 1999 fue inaugurado el Museo del Juguete. El fondo del Museo está formado por piezas delAyuntamiento de Denia y de la Asociación Amigos del Juguete de Denia.La etapa que comprende este museo va desde principios del siglo XX hasta el 1960. De los más1200 artículos de la colección, el público puede gozar solamente de unos 700, por falta deespacio. La peculiaridad de este museo es que todas las piezas expuestas han estado fabricadasen Denia.El juguete de Denia ha destacado por el juguete de madera y el juguete “sport”.El juguete más antiguo de la colección es un cabriolét (del 1904 aproximadamente) y las piezasmás preciadas son los mueblecitos de casas de muñecas, de la fábrica de Pedro Riera (1914) ylos coches de Sauquillo.MUSEO DEL JUGUETE DE ALBARRACÍN“Fundación Eustaquio Castellano”C/Enmedio 244100, Albarracín (Teruel)Tfn.978710282El emplazamiento de este museo es una casa antigua del arrabal de Albarracín, adaptada para sufunción de museo.Fue inaugurado el 1997 y tiene un total de 7000 referencias de las que están expuestas alrededorde 1000 piezas.Los juguetes más antiguos son un grupo de juguetes prehistóricos ibéricos de 2500-3000 añosatrás, pasando por artículos representativos de la historia del juguete hasta la década de los 80.Tienen presencia en el Museo todo tipo de juguetes y se consideran los más apreciados algunosvehículos y teatros. 28
    • MUSEO VALENCIANO DEL JUGUETE DE IBIC/Aurora Pérez Caballero 403440, IbiTfn.966550226El museo está emplazado en una casa señorial del siglo XVIII, conocida como “La CasaGrande”. Este edificio pasó a ser Museo del Juguete el año 1990, con la restauraciónconveniente para desarrollar la finalidad museística.La modalidad dominante en este museo es la hojalata. El nº de piezas es de 3.500, de las cuales444 están expuestas. Además sus fondos se completan con documentación, “matricería”,planos, máquinas...La pieza más antigua de la colección está constituida por dos payasos, fabricados en 1910 por laempresa alemana Günthermann. Las piezas más apreciadas son una colección de automóvilesdeportivos de hojalata.MUSEO DEL JUGUETE DE VALENCIAETSID Universidad Politécnica de ValenciaCamino de Vera S/N46022, ValenciaTfn.96387030Este museo está emplazado en la actual Escuela Técnica Superior de Ingeniería del Diseño deValencia, desde 1989 y gracias inicialmente al fondo de la Asociación de Amigos del Juguete deValencia.Los juguetes están agrupados por temas, distribuidos en 26 vitrinas en dos plantas de la Escuelay además existe una sala cerrada donde hay juguetes seleccionados por su volumen o por sufragilidad y antigüedad.En este museo podemos encontrar desde sencillos juguetes artesanos hasta piezas del año 2000premiados con “Los Aros de Oro” por FEJU.Denia está muy bien representada en este Museo con piezas muy singulares de Sauquillo, de laIAUCCA, y otros fabricantes.MUSEO DE LA JUGUETA DE CAN PLANES“Colección Ton Boig Clar”C/Antoni Maura 607420, Sano Puebla (Mallorca)Tfn.971542389Este museo se inauguró el 1998 en un antiguo edificio señorial adaptado a la nueva función.La colección tiene unas 4600 piezas que van del 1890 al 1960.La pieza más antigua es una muñeca de porcelana alemana de 1890 y la más apreciada una casade muñecas artesana. 29
    • La tipología es muy variada con una representación amplia del juguete de Denia,principalmente el de madera.MUSEO DE HISTORIA DEL JUGUETERambla Vidal 48-50Tfn.97282224917220, Sant Feliu De GuixolsEste museo es la proyección al público de la colección de juguetes de Tomás Plan.Se inició el 1982 e incluye piezas de la juguetería de Denia.Dispone de un fondo de más de 2.500 juguetes fechados entre 1860 y 1960. La mayor parte defabricación española.La modalidad preferente es el juguete de hojalata y el inicio del juguete de plástico.MUSEO DE JUGUETES Y AUTÓMATAS“Colección Mayoral”Plaza Mayor 2325340, Verdú (Lérida)Tfn.973347049El edificio del actual museo, es una antigua casa solariega conocida popularmente como CalJan, construida en el siglo XV; ha estado sometida a un proceso de rehabilitación exhaustivo,convirtiéndola en un centro cultural, moderno y dinámico.La originalidad del Museo es la exposición de autómatas, algunos de los cuales conservan sumovimiento auténtico. Fabricados en Francia a finales del XIX y principio del XX, están entrela atracción de feria y el juguete de precisión para adultos.La colección está formada por más de 3000 piezas que seleccionadas y distribuidas en tresplantas están organizadas en diferentes ámbitos: el pueblo y el campo; las ferias y lasatracciones; los vehículos pequeños y el fútbol, que es un ámbito aparte con más de 5000objetos.Una parte muy importante de la exposición está formada por vehículos de pedales: bicicletas,triciclos, coches, aviones, etc. En este apartado Denia está representada con un gran número dejuguetes.MuGaIn“MUSEO GALLEGO DE LA INFANCIA, JUEGO Y JUGUETE”Colección “Fundación Raquel Chaves”Tfn.608085081Los fondos del MuGaIn están emplazados en la planta baja del VERBUM, “Casa das Palabras”y pertenecen a la “Fundación Raquel Chaves” de Vigo. De un total de 12.000 referencias de lafundación la selección para el museo ha sido de 2000 piezas. 30
    • Este museo tiene juguetes de las fábricas españolas más emblemáticas y también de otros paísescomo Japón, USA, Francia, Alemania, Inglaterra, la URSS o Portugal.Entre las piezas más antiguas destaca un caballo-triciclo inglés del siglo XIX, los proyectoresNIC de principio del siglo XX y un “Bugati” de Payà de los años 30.En la colección de la Fundación Raquel Chaves está muy bien representado el juguete deDenia; entre otros fabricantes destacan Carrasco y Viuda de José Marsal, Juguetes Sauquillo,Simó, Calabuig, Bertomeu Bolta, Monllor Linares, Esteban Giner, Juan Sánchez, etc.MUSEO DEL JUGUETE DE CATALUÑA“Colección Josep Mª Joan Rosa”C/San Pere 117600, FigueresTfn.972504585Este museo está emplazado en la antigua casa solariega del Barón de Terrades, posteriormenteHotel Paris. Se inauguró el 1982 y posteriormente hacia el 2000 se reformó adecuándolo a lasnecesidades del concepto actual de museo.En el museo se pueden contemplar todo tipo de juguetes. El más antiguo es una hiladora deprincipio del siglo XIX. La pieza más apreciada es “Don Osito Marquina”, fechada en 1910,pieza cargada de historia porque jugaron con ella Anna Mª Dalí, Salvador Dalí y FedericoGarcía Lorca.El Museo posee más de 8.000 referencias, de las que están expuestas unas 3500. Es digna dedestacar una magnífica colección fotográfica de niños con juguetes y una fabulosa biblioteca.Denia está representada en este museo con varias piezas de juguete de sport y de madera.3. La restauración de los juguetesLos coleccionistas y los Museos se enfrentan con el grave problema del deterioro de losjuguetes, principalmente los de madera.La humedad y la carcoma son los principales enemigos y la habilidad de recuperar las piezas,dando su forma, color y en muchos casos movimiento es una obra de precisión y de artesanía.Observar una madera rota por el efecto de la carcoma u otras causas y reconstruirla, a vecescomo si de un trasplante humano se tratara, es poner en las manos del restaurador orestauradora un objeto herido y en ocasiones casi muerto que con sus conocimientos sanará.La tarea es muy minuciosa y está compuesta de varias fases como se puede comprobar en laficha que presentamos de un coche de bomberos, restaurado por Francisca Guasch y que estáen la actualidad en el Museo del Juguete de Denia.FICHA TÉCNICA:Restauración realizada por Francisca Guasch CornerFECHA INICIO: 26-10-2007 31
    • FECHA FINO: 10-12-2007ANÁLISIS:TIPOLOGÍA: Camión de bomberosMATERIAL: Madera y metalTRATADO: Fabricación industrial, ensamblaje (llaves), campana, varita de la campana y apoyode la zona donde descansa la escalera. Pintado con aerografía especialmente en el grabado delos bomberos.CRONOLOGÍA: Fecha de fabricación 1930ORIGEN: Fábrica de procedencia Francisco Calabuig DomenechESTADO DE CONSERVACIÓN: Carcoma, pérdida de material, grietas, pérdida del acabadoantiguo, debilitamiento de la madera, rupturas y oxidaciónDIAGNÓSTICO: Muy ruin.PROPUESTA DE INTERVENCIÓN:- Limpieza de suciedad superficial.- Desmontaje de la pieza en la medida en que sea posible sin riesgo de ruptura (de los escalonesde la escalera) y de toda la parte lateral de la escalera.- Comprobación de que las partes adheridas no presenten riesgo de desprendimiento.- Desinfección 20 días el camión y 30 días la escalera.- Consolidación de la madera; dos piernas de los bomberos, brazo y mano de un bombero,reconstrucción del lateral de la escalera, escalón y construcción de la escalera pequeña interiorcompleta. Y construcción de los apoyos de la bobina. Y laterales de la base del camión.- Rellenado de los agujeros de carcoma (ruedas de camión, camión y escalera).- Enmasillado de grietas en la parte trasera del camión.- Montaje (encolado de los apoyos de la bobina) y montaje de los escalones y encolado de laescalera grande y pequeña.- Reintegración del color de las partes inexistentes: piernas de los bomberos, apoyos bobina ylaterales de la base del camión.- Acabado de protección final.- Protección anti óxido en campana, llaves y ensamblaje.OBSERVACIONES:Construcción de la escalera pequeña completa. Con cierta documentación y el resto de unaspartes pequeñas de dicha escalera, se pudo realizar el citado trabajo. Lo que 32
    • Faltaba de la pieza del apoyo de la bobina de la plataforma se ha realizado según las medidasque se han estimado que son las más adecuadas.4. Ferias del jugueteUna feria es un punto de encuentro de empresarios y profesionales, con objetivos y propuestassemejantes. En una feria se inician nuevas relaciones comerciales y se dan a conocer los nuevosartículos a los compradores que visitan la feria, por parte de cada uno de los expositores.La primera fecha de la que tenemos constancia es el 1909, en el Ateneo Mercantil Valencianoque organizó la ”Exposición Regional”, en la que participaron los hermanos Payà.En 1914 en Barcelona se celebró la Primera Exposición Nacional de Juguetes y se presentó porprimera vez el trabajo de los juguetes como una industria. En años sucesivos se celebraron enBarcelona y Madrid algunas ferias.Destacó en 1929 la Exposición Universal en Barcelona, con presencia de la industria juguetera.El juguetero dianense Fernando Sauquillo recibió, en esta exposición, un diploma por susjuguetes metálicos “sport”Pero el acontecimiento clave para dar vitalidad al juguete valenciano fue el año 1962, laI Feria de Muestras de Valencia, que se celebró en el Palacio de Exposiciones, en la Alameda.Ibi y Denia, dos plazas importados de esta industria serían las que tendrían más facilidad paraparticipar por la proximidad a la ciudad.El primer año participaron en esta feria algunos jugueteros de Denia como “JuguetesSauquillo” “Juguetes “Llobell”, “Juguetes Javis”... Fue un éxito absoluto y el año siguientequerían participar todos los fabricantes. Había una enorme demanda por parte de clientes yvendedores, y se convirtió en punto de encuentro donde intercambiar ideas y contemplar losartículos, principalmente las novedades.En las primeros ferias el ambiente era muy festivo, porque la entrada no estaba limitada a losprofesionales, y los niños visitantes, acompañados por los mayores, disfrutaban de unespectáculo inaudito a sus ojos.Ramón Sauquillo, un importante empresario dianense, fue un gran impulsor de la Feria delJuguete de Valencia y mantuvo cargos de responsabilidad en este mundo juguetero.Lo más importante de estas ferias, además de la distribución de los juguetes por toda España,fue la magnitud que llegó a tener la exportación. La Feria supuso un enorme impulso para losjugueteros de Denia hacia el exterior, aunque un 80% era mercado interior. La exportación, en1969, superaba los 20 millones de pesetas y más de 50 países figuraban como clientes,destacando Estados Unidos, Alemania Federal, Francia, Australia, Portugal y de los países deHispanoamérica, sobre todo Venezuela.Al 1970 el incremento de público era ingente y la Feria se trasladó a Paterna. La entrada eramás restringida; solamente podían visitar el certamen los profesionales del juguete. 33
    • Este fenómeno de las ferias impulsó el mundo del juguete y abrió nuevos mercados al exterior.Los jugueteros de Denia comenzaron a participar en ferias extranjeras, como las de Lyon, París,Núremberg, Millán Bruselas o Nueva Cork, presentando sus artículos y observando las nuevasmodas.GLOSARIOEl objetivo de este listado de léxico es aclarar conceptos o dar la definición de algunas palabrasusadas en valenciano, relacionadas con el mundo del juguete y que aparecen en el libro. Porotra parte se han introducido castellanismos que los trabajadores del juguete han empleado amenudo, así como variantes de algunas palabras.A contramall: Trabajar al contrario de la malla de la madera.Arrosegall: Juguete de madera con ruedecitas que se desplaza gracias a un mecanismo osimplemente estirando de un cordel.Botó: Véase cubito.Calcomanía: Papel que posibilita pasar dibujos en color de una superficie a otra, gracias a unasustancia adhesiva. Se utilizó mucho a mediados del siglo XX. En la actualidad se utilizan laspegatinas con una función similar.Carro de varals: Tipo de carro con una barra horizontal dentro de la cual van metidas lasestacas de la barandilla del carro.Coll de pato: Pieza curvada de metal que une el eje del patinete con la plataforma.Cubito: Pieza cilíndrica situada en el centro de una rueda de vehículo y en la que encajan losextremos de los rayo de la rueda.Devanadora: Máquina empleada para enderezar el alambre.Dotzena de frare: Expresión utilizada por los fabricantes y que significa que a la una docenase le atribuyen 13 artículos en lugar de 12.Embarrat: Eje de transmisión provisto de poleas empleado en el funcionamiento de lasmáquinas de una instalación industrial arrastradas por un solo motor central.Enrajar: Hacer entrar los rayos de la rueda de un vehículo del “cubito” al aro de la rueda.Escatar: Mitigar las asperezas de una maderas.Esquif (skiff): Triciclo con asiento de forma trapezoidal.Estabicicle: Bicicleta con dos ruedecillas posteriores para dar estabilidad.Filobus: Autobús de doble techo, fabricado en diferentes medidas desde 6 centímetros y quefuncionaba con resorte. 34
    • Fla: Pieza torneada del triciclo, colocada sobre el asiento, que refuerza la unión del manillarcon la rueda.Forquilla: Pieza de hierro en forma de U que une el eje con los dos pedales.Joguete a mà: Juguete artesano sin la intervención de maquinaría.Juguete d’esport: Denominación de una modalidad de juguete de los años 30, que daría famaa Denia por su perfección y su acabado. Entre los juguetes de “sport” destacan los autos, lospatinetes, las bicicletas y los triciclos.Joguet en blanc: Denominación de los juguetes de madera, antes de ser acabados y pintados.“Moquillo” Pequeño pincel artesanal de pelo de caballo que se hacía servir para pintar a manolas rayas y los detalles de algunos juguetes.Ordinari: Oficio relacionado con los transportes, que consistía en el desplazamiento de unaciudad a otra para hacer los encargos que se le encomendaban.Panderola: Modelo de triciclo con una barra de madera que empieza estrecha y va haciéndosemás ancha formando el asiento.Pinyó: Roda dentada pequeña que ensambla con una rueda dentada más gruesa o bien con unacadena; se utiliza en las bicicletas, en algunos coches de pedales y en algunos modelos detriciclos.... En Denia hemos registrado “pinyo”Postilló: Barrita de madera de algunos arrastres que cuando se estiraba hacia que se desplazarael juguete.Ratllador/a: Denominación que se da a la persona que pinta las rayas decorativas de losjuguetes a pulso, sin ayuda de regla. Generalmente esta actividad era realizada por mujeres.Representant: Agente comercial que reside en una ciudad con un domicilio comercial paravender los artículos de una empresa.Resort: Mecanismo de cuerda para impulsar el juguete.Sucursal: Modalidad de trabajo a domicilio donde se montaban o completaban los juguetes dealgunas fábricas.Taconet: Pieza de madera que tapa la junta de la guitarra.Tupí: (“atupí”): Máquina que sirve para dar diferentes formas y molduras a los acabados de lamadera.Viatjant: Agente comercial que se desplazaba por diferentes pueblos o ciudades mostrando yvendiendo los artículos de una o varias empresas.Vogir (calar): Recortar con una sierra fina un contorno haciendo dibujos más o menoscomplicados.