Your SlideShare is downloading. ×
Apocalipticos e integrados
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Saving this for later?

Get the SlideShare app to save on your phone or tablet. Read anywhere, anytime - even offline.

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

Apocalipticos e integrados

1,704
views

Published on

análisis medios de comunicación masiva y cultura de masas

análisis medios de comunicación masiva y cultura de masas

Published in: Education

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
1,704
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
26
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. No hay lugares remotos. En virtud de los medios de comunicación actuales, todo es ahora. Herbert Marshall McluhanApocalípticos e Integrados: la sociedad de masas y los mass mediaEn nuestra vida diaria nos encontramos rodeados de información que consumimos muchas vecessin darnos cuenta y por costumbre gracias al desarrollo de la tecnología y los medios decomunicación masiva que la ponen al alcance de todos, o de la gran mayoría de la población. Lacultura de masas surge en el momento histórico en el cual se incluye a las clases subalternas a lavida pública y al consumo de información. Los medios de comunicación masiva juegan un papelfundamental, ya que gracias a ellos se difunden los mensajes y se pone al alcance de todos, lacultura digerida y liviana.La pugna que existe en torno a este tema se consigna en la obra de Umberto Eco y nos presenta lapostura de dos formas de ver a la cultura de masas: los apocalípticos que tienen una visiónnegativa acerca de esta nueva cultura y que ante todo defienden los valores culturalesaristocráticos del pasado y los integrados, que ofrecen un punto vista completamente optimistahacia el fenómeno y que toman de manera benéfica la llegada y la difusión de la cultura a la masa.Lo interesante de estos debates y puntos de vista es que a pesar de ser contrarios, puedencomplementarse muy bien y se puede crear un estudio y una crítica que sanee los medios masivosy sus contenidos.
  • 2. La cultura que se difunde para las clases subalternas es programada por la clase dominante, enpalabras de Umberto Eco, “un proletariado consume modelos culturales burgueses creyéndolosuna expresión autónoma propia.”1Los medios masivos proponen modelos y situaciones humanasque no tienen conexión con los consumidores pero que sin embargo los entretienen. Para losapocalípticos esta cultura de masas y sus medios de difusión destruyen las características de cadagrupo étnico, el público no manifiesta sus preferencias y por lo tanto se mantiene pasivo y acríticode la realidad que vive; además esta cultura de masas es un círculo comercial donde lo queimporta es la ley de oferta y demanda. Otro punto importante de la crítica a los medios masivos esque están generados para el entretenimiento y por lo tanto se tornan superficiales.Por su parte, los integrados, con una visión sumamente optimista nos hablan de una cultura demasas que no es resultado del capitalismo, sino de una sociedad donde los ciudadanos participancon igualdad de derechos en la vida pública. Esta cultura también es parte de una democraciapopular y se difunde a grandes cantidades de gente que antes no tenían acceso a la cultura, sonentretenidos porque el pueblo siempre ha gustado del circo y además homogeniza el gusto puesayuda a eliminar las diferencias de clase y unificar las sensibilidades del hombre con el mundo.La cultura de masas es producida en su mayoría por grupos de poder económico para la obtenciónde beneficios y por lo tanto resulta un hecho industrial. Lo que se pretende lograr con esta culturade masas y los medios de difusión es la creación de un mercado que resulte rentable para quieninvierte en él, es por eso que los contenidos son simples, entretenidos y llegan a la mayoría de loshogares.Tanto los integrados como los apocalípticos han planteado mal el problema de los mediosmasivos, ya que la discusión no debería centrarse en saber si la cultura de masas es buena o mala.El error de los integrados es que no tienen en cuenta que la información que llega a todos seimpone desde arriba y se controla por la clase hegemónica, por lo que la democratización no esalgo real. El error de los apocalípticos es tachar de malo un fenómeno resultado de un interéseconómica e industrial. El punto que debe discutirse realmente es en qué medida los mediospueden llevar valores culturales a las masas. En este punto es interesante el planteamiento deeste problema por el autor, ya que nos ofrece un tópico interesante para la discusión. Estosmedios masivos pueden ser un factor de cambio social, ya que llegan a la mayor parte de lapoblación, pero no lo son porque la clase hegemónica los controla y para ella no es convenienteque se presenten contenidos que hagan reflexionar a la gente de su realidad y propugnar por algomejor. Es en este momento donde entraría la participación activa de comunidades culturales enlos medios masivos con conocimiento, es decir productores de cultura que ofrezcan valores para ladifusión y no productores de objetos de consumo cultural.Estos grupos culturales que podrían ayudar al saneamiento de los medios masivos y la cultura demasas deben examinar la configuración de este fenómeno y la investigación experimental paraque se dejen de ofrecer a la población “posturas culturales vacías.” En este punto es en el que loshistoriadores podemos entrar al trabajo en los medios para la creación de contenidos que1 Umberto Eco, Apocalípticos e integrados, España, Editorial Lumen, 1984, p. 50.
  • 3. permitan el desarrollo de una conciencia histórica que ayude a los individuos a cuestionarse quéestá pasando con el mundo donde vive, qué puede hacer para cambiar alguna situación osimplemente transmitir valores culturales que le den armas a nuestra sociedad para no ser unamasa moldeable, sino una masa con conciencia de su dirección y acción en este mundo. Umberto Eco propone la existencia de diferentes niveles de producción de cultura para las masasy el aceptar las visiones de cada nivel como complementarias y disfrutables por todos es otraopción para sanear los medios masivos. Estas propuestas parecen utópicas e idealistas, perogracias a las nuevas tecnologías en donde la población ahora puede intercambiar y publicarinformación y por lo tanto participar de esta cultura de masas, se puede iniciar un cambio y dejarde ser sólo un espectador pasivo de la realidad, sino participar activamente de ésta.Bibliografía:Eco, Umberto, Apocalípticos e integrados, España, Editorial Lumen, 1984, pp. 39-78.