Cursos Virtuales
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Like this? Share it with your network

Share
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
No Downloads

Views

Total Views
17,263
On Slideshare
17,252
From Embeds
11
Number of Embeds
3

Actions

Shares
Downloads
326
Comments
0
Likes
1

Embeds 11

http://www.educagenesis.com 8
http://cursovirtual-villita.blogspot.com 2
http://proyectoescenario.blogspot.com 1

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. Equipo Pedagógico Mgtra. Claudia Lucía Salazar Jaimes Mgtra. Claudia Patricia Villafañe Casadiego Elaborado: Septiembre 30 de 2002 Última actualización: Julio 31 de 2003 Algunas consideraciones sobre el Diseño de cursos virtuales La educación debe entenderse como un proceso intencional en el que se busca contribuir a la formación de las personas que acceden a ella. La intencionalidad formativa se expresa en estrategias y acciones educativas con sentido, que buscan el desarrollo de las potencialidades del ser humano a partir de aprendizajes de índole conceptual, actitudinal y procedimental. La educación virtual, hace referencia a procesos intencionales en los cuales no es necesaria la confluencia de cuerpos, espacios y tiempos de los participantes en el proceso, situación posible gracias a la incorporación de tecnologías de la comunicación y de la información. Una de las estrategias que se privilegian tanto en la educación presencial como en la virtual es la generación de espacios formales para construir un conocimiento, habilidad y/o actitud determinada y es lo que comúnmente conocemos como curso, asignatura, modulo, etc. Aunque cada uno de estos términos alude a situaciones de aprendizaje diferentes, queremos mostrar aquí que son espacios formales creados y diseñados para alcanzar unos propósitos formativos específicos. Un curso virtual, es entonces, un espacio académico, un lugar de encuentro en el ciberespacio, entre personas distantes que tienen necesidades e intereses referidos a un campo de conocimiento, al logro de una habilidad o al dominio de una técnica. Utiliza las tecnologías para propiciar escenarios de aprendizaje a partir de la comunicación y relación permanente entre los participantes. Como espacio académico, tiene una intencionalidad específica y manifiesta, posee una estructura y una forma particular de presentación adecuada para todos y cada una de las personas que tendrán acceso a él, plantea unas dinámicas de funcionamiento, y unos particulares roles para los diferentes actores participantes. ¿Qué es el diseño de un curso? De acuerdo con una definición de diseño en sentido amplio, la cual hace referencia al esfuerzo humano por dar forma a los objetos de acuerdo con unos propósitos, podría inferirse que el diseño de un curso se refiere al esfuerzo de un docente o un equipo de ellos, por dar forma a un conjunto de acciones educativas, comunicativas y tecnológicas, guiadas por unos propósitos de formación y de aprendizaje definidos.
  • 2. El diseño de un curso puede ser entendido como una estructura que integra de manera armónica los diferentes elementos que se mencionaron en el párrafo anterior, a manera de representación anticipada de lo que se espera ocurra en la realidad. Diseñar cursos implica: 1. La previsión de la acción antes de realizarla 2. Clarificación de los elementos o agentes que intervienen en ella 3. Orden en la acción, algún grado de determinación 4. Consideración de circunstancias reales en las que se actuará 5. Recursos y limitaciones Podría decirse que en el diseño se explicita el corazón del curso, su naturaleza, la razón de ser de este. Quiénes quieran intervenir en el diseño de un curso virtual, deberán aclarar, entre otras cosas: • Qué persiguen?. • Qué necesitan enseñar al estudiante para llenar el vacío entre lo que se supone él ya conoce y lo que debería saber luego de vivir el curso. • Qué ambiente de enseñanza y aprendizaje conviene para que el estudiante aprenda. • Qué tipo de situaciones deberá resolver el aprendiz en cada uno de esos ambientes. • Cuáles van a ser los incentivos y refuerzos a disponer para que el aprendiz se sienta motivado, participe activamente y logre un aprendizaje mayor. • Qué valor agregado adquiere el curso en modalidad virtual. • Cómo puede sacarse ventaja de la tecnología y de las nuevas relaciones que ella plantea para el aprendizaje del objeto de estudio del curso. ¿Quiénes participan en el diseño de un curso virtual? Los cursos virtuales, por la naturaleza del medio en el que se presentan al estudiante y por la exigencia comunicativa que ellos plantean, requieren del trabajo en equipo de los diseñadores. Actualmente UNAB Virtual cuenta con un equipo interdisciplinario que trabaja en la concepción y diseño de cursos virtuales que está conformado por: Pedagogos Comunicadores Sociales Comunicadores gráficos Ingenieros de montaje Ingenieros de apoyo Este equipo trabaja de manera articulada con expertos temáticos de las distintas Facultades de la UNAB quienes aportan su dominio en un área específica de saber. ¿Cómo efectúan la virtualización? La forma de trabajo de este equipo, está organizada por una estructura de procedimientos que en términos generales se presenta en el gráfico siguiente:
  • 3. Como puede apreciarse en el gráfico, el diseño de un curso virtual pasa por diferentes fases, en primera instancia, el diseño pedagógico que hace referencia a la estructuración de una propuesta que integre los aspectos esenciales del curso, sus propósitos, los contenidos que se pretende aprendan los estudiantes, los métodos que garantizan ese aprendizaje; en segunda instancia el diseño comunicativo, íntimamente relacionado con el anterior, que busca determinar las condiciones comunicativas del diseño pedagógico, la selección de los medios y materiales más propicios para viabilizar el aprendizaje, el estilo escritural de los textos, la identidad gráfica del curso y la concreción de la estructura pedagógica en un mapa de navegación claro y lógico para el estudiante. Finalmente, el diseño tecnológico que posibilita la concreción de los dos diseños anteriores en el montaje en web de toda la información. Los diseñadores de cursos virtuales, cada vez con mayor frecuencia tienen acceso al uso de plataformas que facilitan el proceso de diseño, sin embargo, a nuestro modo de ver, el uso de plataformas tecnológicas con potentes herramientas, aunque agiliza algunos procesos, no reemplaza la necesaria reflexión pedagógica que todo diseñador debe efectuar para lograr que su curso tenga un claro sentido y logre los objetivos de formación que necesariamente animan a quien se enfrenta a esta labor. Qué partes conforman un Curso Virtual? Un curso virtual en la UNAB está conformado básicamente por: Programa: presenta información básica y general del curso: Bienvenida, propósitos, método, esquema temático o conceptual, pautas del curso, evaluación, cronograma, reseña de los Maestros. Esta parte del curso, propicia una ubicación por parte del estudiante entorno a las características del mismo.
  • 4. Temas y Actividades: como su nombre lo indica presenta todos los elementos del diseño que hacen posible el movimiento propio del curso. Mientras el programa, cumple una función informativa, Temas y Actividades, tiene una función generadora de la actividad propia del aprendizaje. como su nombre lo indica presenta todos los elementos del diseño que hacen posible el movimiento propio del curso. Mientras el programa, cumple una función informativa, Temas y Actividades, tiene una función generadora de la actividad propia del aprendizaje. Aquí se presenta el acceso a cada unidad de Aprendizaje del curso y dentro de ellas el estudiante tiene acceso a: Objetivos específicos de la Unidad. Introducción al tema. Desarrollo de temas y Subtemas (Documentos seleccionados para tal efecto, documentos escritos en algunos casos por el autor del curso). Actividades de aprendizaje (tareas, ejercicios individuales, grupos de discusión o de trabajo, chats, foros, otros). Instrumentos de apoyo a las actividades: Guías, Formatos, Cuestionarios, talleres, ejercicios, etc. Criterios de evaluación. Servicios de comunicación: En esta parte del curso, están ubicados todos los servicios de comunicación que requiere el curso para el desarrollo de actividades, de tal manera que tanto estudiantes como maestros ubiquen las herramientas que les facilitarán el intercambio y comunicación con otros. La labor de diseño, en cuanto a estos servicios se refiere, está orientada a la selección de aquellos que sean más favorables para el sentido de las actividades de aprendizaje y los propósitos de formación que se persiguen. Evaluación: Si bien, las actividades de aprendizaje se constituyen en excelentes espacios para evaluar el desempeño y progreso del estudiante, existe una parte del curso, especialmente diseñada para presentar pruebas de conocimiento, el progreso del estudiante y sus calificaciones. La labor de diseño en esta parte del curso, consiste en la formulación y elaboración de los exámenes, cuestionarios, autoevaluaciones que se consideran pertinentes para valorar el nivel de logro de determinado conocimiento, o para reforzar un saber específico. Recursos: En esta parte del curso se presentan los medios y materiales que permitirán a los estudiantes desarrollar las actividades y obtener la información requerida. Lecturas, recursos electrónicos, bibliografía e instrumentos como manuales, formatos, guías, manuales y otros recursos como referencias de videos, programas radiales y de T.V, etc., podrán ser encontrados por el estudiante en este espacio. Estudiantes: En este espacio se presenta el directorio de estudiantes que tomarán el curso y en algunas ocasiones la organización de grupos bien sea para foros o trabajos. A continuación se explicará con mayor detalle cuáles son los aspectos que deben inquietar a quienes diseñan cursos virtuales en su fase pedagógica: Los propósitos en un curso virtual
  • 5. Los propósitos hacen referencia a los conocimientos, habilidades o actitudes y valores que se pretende lograr en el estudiante a lo largo de un curso. Interesa trabajar dos tipos de propósitos: Generales: tienden a ser amplios en cobertura ya que hacen referencia a lo que se aspira lograr a lo largo de todo el curso, para ello el diseñador debe revisar las competencias que desde el Modelo Educativo Virtual, en el que se encuentre inscrito el curso, se propone desarrollar y adaptarlas a las particularidades del curso. Específicos: se derivan de los generales y se relacionan directamente con partes o momentos particulares del curso, se refieren a un contenido específico y al grado de dominio que hay que tener sobre ese contenido. Los propósitos de un curso deben apuntar a tres aspectos fundamentales: Aspecto Conceptual: en el cual se precisa lo que el curso persigue en el plano de los conocimientos, expresado en manejo de datos, hechos y conceptos. Aspecto Procedimental: hace referencia a las acciones, habilidades, destrezas, procedimientos, manejo de técnicas que se esperan ganar o desarrollar en el estudiante a lo largo del curso. Estas acciones están relacionadas también con procesos de orden intelectual en el estudiante y se constituyen en las habilidades o procesos necesarios para la apropiación de los contenidos que forman parte del curso, de igual manera procesos que le permitan revisar su propio desempeño, métodos y técnicas de estudio que utiliza. Aspecto Actitudinal: Hace referencia a las interacciones, comportamientos, valores, juicios que se desea fortalecer en el estudiante durante el curso. Es necesario aclarar que debe formar parte de los propósitos de un curso virtual, la apropiación del modelo educativo que le subyace. En este sentido es necesario que el diseño prevea experiencias que le ayuden al estudiante a tener una actitud positiva frente a las exigencias de la educación virtual, que le permitan asumir su rol de manera más efectiva, así como que le posibiliten el aprendizaje de procedimientos, habilidades y técnicas de uso adecuado de medios y fuentes de información. Para verificar la calidad de los propósitos formulados se sugiere hacer una reflexión sobre las siguientes preguntas: • Los propósitos específicos son suficientes para alcanzar los generales? • Cada propósito de la lista es necesario para el logro del propósito general? • Los verbos que utiliza plantean acciones verificables a través del curso? • Los propósitos muestran de manera clara los limites y los alcances del curso en términos de lo que se espera lograr en el aprendizaje de los estudiantes que lo tomen? • No existen repeticiones de propósitos enunciados con términos diferentes? • Cada propósito presenta la apropiación de nuevo conocimiento, comportamiento o destreza, y además permite la verificación de resultados con respecto a los ya adquiridos por la población a la que se dirige el curso y/o programa? • Los propósitos están formulados en los términos más elevados del aprendizaje deseado por los diseñadores del curso y/o programa?
  • 6. • El vocabulario y el estilo convienen al lector de los propósitos en web? • El propósito especifica la gama de situaciones en las cuales el estudiante debe realizar lo que ha apropiado? Ejemplo 1: Propósito General Propósitos Específicos Conocer y aplicar los Quién? Beneficio Para qué? principios del Modelo El Estudiante Conocerá y Que le permitan diseñar educativo virtual UNAB comprenderá actividades de aprendizaje estrategias en cursos virtuales. metodológicas coherentes con el concepto de aprendizaje abierto. Ejemplo 2: Propósitos Generales Propósitos Específicos Indicadores Conocer y aplicar los El estudiante conocerá y • Enuncia las estrategias principios del Modelo comprenderá estrategias metodológicas. educativo virtual UNAB metodológicas coherentes con el • Explica la naturaleza de concepto de aprendizaje abierto que cada una de ellas. le permitan diseñar actividades de aprendizaje en cursos virtuales. (Es importante anotar que este sólo propósito no permite el logro total del propósito general, para ello, deben formularse otros que ayuden al estudiante a la aplicación de ese conocimiento) Contenidos de un curso virtual Para la concreción o puesta en “blanco y negro” de los contenidos del curso, es necesario elaborar un esquema temático o conceptual, que relacione de manera lógica los conceptos y teorías del área de conocimiento. Para lograr dicho esquema se requiere:
  • 7. 1. Seleccionar: Identificar los conceptos básicos: Términos fundamentales del área de saber, que por su generalidad y amplitud pueden contener otros conceptos más simples y algunos hechos. Reconocer los conceptos relacionados: Términos que por su naturaleza se incluyen unos dentro de otros o son similares a otros. Ubicación de teorías: Generalizaciones interrelacionadas que permiten de manera coherente y rigurosa explicar los principales problemas, conceptos y temáticas del área de saber que se enseña. Determinan el enfoque desde el cual se abordarán los conceptos básicos y relacionados. 2. Organizar: Con los contenidos seleccionados se debe elaborar una estructura que muestre la unión y relación de contenidos, de allí se derivarán paquetes de contenidos que para este caso llamamos Unidades de aprendizaje. Estas entonces, estarán constituidas por conceptos básicos, conceptos relacionados y teorías. Para elaborar dicha estructura se sugiere la utilización de un mapa conceptual o de un esquema temático. 3. Secuenciar La secuencia de las Unidades de aprendizaje hace referencia al orden que deben tener a juicio del equipo de docentes que diseñan el curso, normalmente la secuencia que se establece es de carácter lineal, pues se asume que el conocimiento en el individuo se da de esta misma manera, sin embargo es necesario que los diseñadores revisen la pertinencia de otros tipos de secuencia, de acuerdo con el PEI UNAB (2001), estos tipos pueden ser: Según relaciones con el mundo real. Según relaciones conceptuales Según lógica interna de la disciplina. Según secuencias psicológicas del aprendizaje. Según utilización de los aprendizajes Finalmente para verificar la calidad de la formulación de Unidades de aprendizaje, es necesario revisar la relación de cada una de ellas con los propósitos de los cuales se originaron. Dado que la educación virtual que proponemos se basa en la integralidad del conocimiento, es necesario que la organización del contenido en Unidades de aprendizaje sea integrada, consistente y suficiente (en Educación virtual, no se debe apelar a gran cantidad de contenidos, debe proponerse paquetes de información coherente y esencial para el logro de los propósitos). 4. Desarrollar las Unidades de aprendizaje Para continuar el trabajo y entendiendo que el lenguaje oral de la educación presencial es reemplazado por el lenguaje escrito y gráfico en la Educación virtual, es necesario que los diseñadores elaboren los textos que permitirán al estudiante introducirse en cada una de las unidades de aprendizaje. Para ello se sugiere:
  • 8. Escribir textos cortos y muy precisos donde se presenten de manera integrada los conceptos básicos, relacionados y teorías que sustentan dicha unidad. Estos textos de desarrollo de contenidos son apenas un abrebocas hacia la Unidad como tal, como abrebocas debe mostrar al estudiante de manera concisa el enfoque desde el cual se mirarán los conceptos, en otras palabras, aquí se “verá” la voz del diseñador. Además de la elaboraciòn de estos textos, el desarrollo temático puede y debe apoyarse en textos, ejemplos, notas a pie de página, glosarios etc. Es importante iniciar la recolección de ese material que para efectos del curso puede presentarse como ligas que conducen del texto principal al texto de apoyo a manera de hipervículos. Métodos, Estrategias Metodológicas y Actividades de aprendizaje El método de enseñanza es el conjunto de procedimientos didácticos y técnicas lógicamente coordinadas para dirigir o guiar el aprendizaje del alumno hacia determinados propósitos, el método se expresa en las estrategias metodológicas, y estas a su vez se expresan en las actividades de aprendizaje. El método hace referencia a la manera general de alcanzar lo que se busca en términos del aprendizaje del estudiante. En educación virtual, este aspecto es muy importante, pues es el que determinará la forma más pertinente para abordar el curso en general y las unidades de aprendizaje en particular. Una vez reconocido el método que permite aprender el contenido del curso, es necesario iniciar un trabajo reflexivo que permita reconocer, dentro de ese método, cuáles son las mejores estrategias y de allí determinar las actividades de aprendizaje más propicias para que el estudiante aprenda los contenidos del curso y logre así los propósitos previstos. A continuación se presentan algunas estrategias, actividades y técnicas que pueden implementarse en educación virtual. Estrategias Metodológicas Algunos ejemplos de Actividades de Aprendizaje Según la participación • Foros Colaborativas • Chat • Grupos de trabajo • Torbellino de ideas • Debates • Simposios • Panel • Desempeño de roles • Entrevistas Individualizadas • Ejercicios individuales • Estudio personal
  • 9. • Tareas Según los procesos del estudiante Primarias De Focalización Representación Metaforización Memorización Motivacionales • Concursos De Atribución Autoestima Incentivos Según el carácter del contenido a • Analisis Documental aprender • Trabajos escritos Estrategias teóricas • Conceptualizaciones • Resolución de problemas teóricos • Lectura de textos • Resolución de guías y cuestionarios • Elaboración de resúmenes, relatorías, protocolos, artículos y ensayos. • Elaboración e interpretación de mapas conceptuales y de ideas, metáforas, ilustraciones. • Preguntas anexas, pruebas cortas, subrayados . • Resolución de ejercicios y guías Estrategias prácticas • Prácticas • Taller • Estancias o pasantías • Resolución de problemas prácticos • Diseños • Residencias • Estudios de caso Observaciones reflexivas sobre aspectos de la realidad • Diligenciamiento de diarios de campo • Labores en campo. Algunas recomendaciones para formular actividades de aprendizaje: • Las actividades deben ser acordes al tipo de estudiante que vivenciará el curso. • Deben tener un nivel de complejidad adecuado: ni tan sencillas y simples que desmotiven la creatividad e iniciativa del estudiante; ni tan difíciles que el estudiante renuncie en el intento por hacerlas. • Deben ser guiadas por instrucciones claras y precisas. • Deben ser significativas, pertinentes y contextualizadas.
  • 10. • Debe equilibrarse la cantidad: no pueden ser tantas que agoten al estudiante, o tan pocas que él mismo sienta que su tiempo y esfuerzo ha sido subutilizado. • Deben ser totalmente coherentes con lo que se pretende alcanzar, por ejemplo: el curso promueve una mentalidad abierta, flexible, sin embargo las actividades que propone no dan lugar para tomar decisiones y optar. • Deben combinar armónicamente el trabajo colaborativo y el individual. • Deben ser acordes con el tipo de conocimiento que se requiere aprender. • Deben ser coherentes con las condiciones tecnológicas con que se cuente. • Deben poner en evidencia las habilidades, actitudes y conocimientos del estudiante, en este sentido, estas mismas actividades en algunos momentos se constituyen en espacios propicios para evaluar. Medios y materiales en un curso virtual Por: Maria Mercedes Ruiz1 Claudia P. Villafañe Claudia Lucia Salazar Jaimes2 En primer lugar, nos referiremos a los medios: El curso como tal, debe tener un lugar, o un espacio a través del cual se publica y es presentado a todos los participantes. Para nuestro caso particular, este medio es la Web. Este medio aprovecha las amplias posibilidades de interacción que internet ofrece ( chats, foros, artículos de opinión en publicaciones internacionales, grupos de discusión, listas de interés, local, nacional en internacional etc.) que se convierten en ricos espacios comunicativos y pedagógicos. La función fundamental de la web en el aprendizaje de los alumnos está en ser un medio que por sus servicios de comunicación y las nuevas formas que para ello ofrece, facilita la motivación hacia el desarrollo de nuevas habilidades y destrezas necesarias para la construcción de conocimiento, fomenta el interaprendizaje, pone a prueba capacidades entre otras, de lectura y escritura, análisis y síntesis. La web, como cualquier otro medio posee unas características determinadas, que deben ser conocidas y aprovechadas para el logro de los propósitos de formación y aprendizaje. Interesa acercarnos al conocimiento de este medio: las zonas de comunicación y los elementos del sistema comunicativo propios de la web. ZONAS DE COMUNICACIÓN DE LA WEB 1 Coordinadora Académica UNAB VIRTUAL 2 Coordinadoras Pedagógicas UNAB VIRTUAL
  • 11. Las zonas de comunicación de una página web, son aquellos espacios o secciones que debe ver el usuario al momento de ingresar a ella. El ejercicio del diseñador de curso consiste en determinar el contenido educativo que debe llevar cada una de estas zonas, para ubicar en la navegación, informar y /o contextualizar al navegante del curso. Gran parte de ese contenido se ha definido ya en el diseño educativo. Pueden clasificarse en: 1. Zonas de trabajo Son las que están a disposición el educando o aprendiz (usuario) y que le sirven de base para aprender; por ejemplo, textos explicativos, descriptivos o incluso informativos, teorías, modelos, ejercicios claves, cuadros sinópticos. 2. Zonas de control de la navegación: En estas zonas se le brinda la posibilidad al educando de determinar, según su interés, el flujo y el ritmo de presentación del material. Las Barras de Navegación contienen los elementos claves (sonoros ó gráficos) para ubicar al aprendiz respecto a los siguientes aspectos: • Las características educativas generales curso La información sobre la justificación, los objetivos, la metodología, la evaluación, los maestros, el directorio de los alumnos, los recursos bibliográficos.... • El contenido del material. La forma como este está distribuido por unidades, módulos, niveles, temas....etc. y a su vez cada uno de ellos en subtemas. • Las opciones de navegación o exploración. La simbología que se utiliza para que el estudiante pueda Avanzar, retroceder o volver al menú o página principal sin mayor dificultad, independientemente del lugar del curso en donde se encuentre. 3. Zonas de contexto para la acción: A través de estas el educando sabe en qué programa y módulo se encuentra, a qué ayudas o accesorios puede recurrir, como navegar por el programa, como escoger una opción, dar una respuesta, etc. Además de la definición y ubicación de las zonas de comunicación es necesario establecer las características de los elementos que se van a utilizar en estas: textos, gráficos, animaciones, colores, efectos sonoros, menúes, cortinas musicales que pueden acompañar la acción en cada página web. Para establecer las características de esos elementos constitutivos, es necesario plantearse estos interrogantes:
  • 12. ¿Cuáles son las características especiales que van a tener los textos? ¿Cuáles son las características especiales que van a tener los gráficos o animaciones? ¿Cuáles son las características especiales que va a tener el manejo del color? ¿Cuáles son las características especiales que van a tener los sonidos? ¿Cuáles son las características visuales e interactivas de los menús ó barras de navegación? En conclusión en este momento se proyecta y sueña el curso desde su parte estética, de tal manera que además de ser funcional sea atractivo, agradable y claro. En segundo lugar, nos referiremos a los Materiales de apoyo: En el caso de nuestros cursos, el diseñador requiere seleccionar aquellos materiales que ayudan al estudiante a ganar comprensión acerca de los contenidos, promover el logro de los propósitos de formación y desarrollar las actividades de aprendizaje. Pueden considerarse como materiales de apoyo: La o las lecturas de apoyo: Documentos de lectura que se requieren para la elaboración de una tarea, participación en un chat o foro. En este caso se sugiere: • Deben presentarse por semanas de trabajo o para cada actividad que así lo requiera • Deben ser textos cortos, claros y pertinentes. • Deben entregarse digitalizados o en su defecto a través de medios físicos (totalmente nítidos) • Si son documentos tomados de un libro, no debe ser mas de un capítulo de este, si se requiere mayor cantidad de capítulos, se sugiere la compra del mismo a los estudiantes y a la Biblioteca de la UNAB, o en la bibliografía se referencian textos variados que aborden las temáticas de interés. • Pueden utilizarse documentos escritos por el mismo diseñador, siguiendo las recomendaciones anteriores. • Si se utilizan artículos de revista, debe sugerirse el listado de revistas que contengan la temática de interés. El estudiante debe hacer la búsqueda de este material. En caso de ser revistas o libros de difícil consecución, deben presentarse algunas alternativas de donde puede conseguirse el material. • Deben plantearse las referencias completas, sobre fuentes, autores, casas editoriales, fechas de publicación Los recursos electrónicos:
  • 13. El diseñador puede recurrir a reseñas de videos, direcciones electrónicas, documentos electrónicos, software de apoyo (bases de datos, simuladores, etc), redes virtuales de conocimiento en el tema, fotografías, imágenes de internet. En este caso se sugiere: • Deben presentarse por semanas de trabajo o para cada actividad que así lo requiera. • Deben plantearse las referencias completas, sobre fuentes, autores, sitios en web, fechas de publicación. • Sobre el uso de software, debe estar licenciado para el número de usuarios que lo utilizarán. La bibliografía Es el listado de reseñas bibliográficas de los libros que se necesitarán directamente en el desarrollo del curso, y todos aquellos complementarios que sirven para ampliar y/o profundizar sobre las temáticas. Instrumentos didácticos Son todos aquellos formatos que permiten orientar determinado tipo de aprendizajes y que requieren de una selección y/o diseño minucioso. Estos pueden ser: guías de trabajo, cuestionarios, casos, problemas, ejercicios, manuales, etc.