1
a culminación del Plan Maestro

                                                                            El Nuevo Plan
...
Los discursos
                                                                detrás de los museos
                       ...
Museos peruanos
                               en el umbral del tercer milenio


                                         ...
plantea y no son pocas las cuestiones        puesto suficiente” sino a un cambio de                                  tal p...
Museos: problema y posibilidad
                 La indiscutible   1.- ¿Qué papel deben jugar los museos         2. La Guer...
Foto: Carlos Díaz
                                                                                             Natalia Maj...
Escribe: Alfonso Castrillón Vizcarra                                                            tribuir a reforzar el cono...
Gladys Roquez




                                                                   Fotos: Carlos Díaz
                  ...
El Museo total
                                   Proyectos y perspectivas
                                           futu...
En los meses de mayor concurrencia, el museo
                                                                             ...
años, en 1927, Julio C. Tello halló y re-
                                                                                ...
posibles porque los beneficios son bila-     tra tenía que poner énfasis en aquellas re-        Para concluir la cultura p...
Reflexiones
                                                sobre el patrimonio mueble


                                 ...
Labores de                Entendamos uso de colecciones como
                                                             ...
Un Perúen sintonía

                          E
            La actual              n el año 2002 el Instituto Nacio-     d...
Esquema
                              de organización
                              de la Red
                            ...
Piedra
                                    primordial


                                                 L
               ...
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Gaceta11 danza de t ijeras
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

Gaceta11 danza de t ijeras

1,879 views
1,769 views

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
1,879
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2
Actions
Shares
0
Downloads
19
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Gaceta11 danza de t ijeras

  1. 1. 1
  2. 2. a culminación del Plan Maestro El Nuevo Plan Maestro de Machu Picchu L del Santuario de Machu Picchu, realizado de manera conjunta por el Instituto Nacional de Cul- tura (INC) y el Instituto Nacio- nal de Recursos Naturales (INRENA), ha sentado un pre- cedente en el manejo del San- tuario Histórico declarado en 1983 Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Como es de conocimiento público, en el 2004, la UNESCO hizo un serio llamado de atención por las condiciones críticas que rodeaban a la Ciudadela Inca y su entorno, entre ellas el crecimiento del poblado de Aguas Calientes en un área natural que no ofrecía condiciones de segu- ridad. Dado que el Plan Maestro anterior, que abarcó el periodo 1998- 2003, se centró en darle prioridad absoluta al valor turístico y al acceso más amplio al monumento, la nueva herramienta técnica de gestión debía atender otros puntos neurálgicos. Entre agosto de 2004 y abril de este año, mediante un trabajo interdisciplinario, los equipos técnicos del INC e INRENA –profesiona- les de áreas como la arqueología, antropología, geología, ecología, de- recho, conservación– realizaron estudios especializados sobre el San- Foto carátula: Carlos Díaz Huertas tuario Histórico y, con la activa participación del Consejo Regional de Cultura del Cusco y el Consejo Regional Ambiental, así como de diver- sas instituciones publicas y privadas, encabezaron un amplio proceso participativo de consultas, difusión, aportes y sugerencias, además de críticas, que sirvieron de base para la construcción básica del nuevo Plan, su visión, lineamientos y proyecciones. El resultado es la culmi- Editorial nación de un valioso documento técnico, el Plan Maestro 2005-2015, que, una vez concluido, ha sido remitido a las instancias competentes nacionales y a UNESCO. Más allá de un diagnóstico que identifica los problemas principales de Machu Picchu y descubre las ideas fuerza para solucionarlos, este instrumento de gestión plantea soluciones a los problemas de ocupa- ciones urbanas precarias y depredadoras del ambiente, a la pobreza y Director Nacional exclusión de campesinos del área y al trato colonial a los porteadores; del Instituto Nacional de Cultura se plantean vías alternativas a la concepción que reduce el patrimonio Luis Guillermo Lumbreras Salcedo Comité Editorial cultural a una fuente de ingresos o la visita al Santuario a un ejercicio de Edwin Benavente turismo de aventura cuando se debe aprovechar su carácter básico de María Elena Córdova Burga Alejandro Falconí itinerario cultural sacro. Asimismo, ha puesto énfasis en el tratamiento Enrique González Carré de las vías de acceso al Santuario, en las labores de conservación del Diana Guerra Ana María Hoyle patrimonio y de disposición de áreas para el desarrollo de programas de Alvaro Roca Rey investigación. Gladys Roquez No cabe dudas de que, para salvar el patrimonio, el punto de partida Redacción y edición es que los peruanos reapropiemos el significado cultural y sagrado de Guillermo Cortés Jeremías Gamboa la ciudad inca como aporte civilizatorio andino a la humanidad. El San- Diana Guerra tuario de Machu Picchu es un símbolo y una forma de acceso a esta José Carlos Picón Carlos Trelles concepción espacio-temporal andina. El Plan propone una gestión que Fotografía convierta al monumento en una forma de acceso a esta perspectiva Carlos Díaz Huertas andina. Lograrlo hará factible que la colosal obra edificada en una sim- Diseño y diagramación biosis singular se mantenga, perviva y sea sostenible en el tiempo. Giuliana Mas Rivera Agradecimientos Ahora es labor de las instancias políticas hacer uso adecuado de esta Proyecto Huaca de la Luna herramienta técnica que es el Plan Maestro con el fin de mantener a INC - La Libertad buen recaudo nuestra gran riqueza histórica. Direcciones Regionales INC Archivo Instituto Nacional de Cultura Diario El Comercio Archivo Yuyachkani Proyecto Qhapaq Ñan Impresión: Litho & Arte S.A.C. Agencia Reuters Depósito Legal: 2004-1045 Semanario Expresión de Chiclayo Av. Javier Prado 2465 San Borja - Lima 41 Teléfono: 476-9888 Oficina de Informática del INC Página web: www.inc.gob.pe Correo: comunicaciones@inc.gob.pe 15 de mayo de 2005. Lima - Perú 2 “Año de la infraestructura para la integración”
  3. 3. Los discursos detrás de los museos El museo, ¿instrumento para excluir o integrar? E n el período previo a la Ilustración, los museos públi- cos en la medida en que se establece que en estos espacios cos cumplían la función de mostrar la riqueza y co- los visitantes miren y no toquen, caminen en silencio, en or- nocimiento que acumulaban los gobernantes. El vi- den y que adopten posturas físicas ante la contemplación de sitante no podía más que comprobar lo insignificante de su una obra de arte, lo cual los convierten en lugares en los que se impone una ética determinada: excluyen a una parte de la vida frente al poder absoluto y divino del rey. El museo con- población que no actúa de acuerdo a dichas formas cultura- temporáneo, por el contrario, es un espacio en el que se ejerce les establecidas2. colectivamente el poder y en el que todos, de una u otra for- En ese orden de cosas los museos del Smithsonian, en ma, estamos representados y apreciamos algo que nos perte- Estados Unidos, parecen marcar una pauta diferente. En su nece. Pero, ¿hasta qué punto los propuesta no interesa la postura fí- museos públicos hoy en día se pre- sica ni el silencio: miles de estado- ocupan por integrar a todos los sec- unidenses pasean por sus pasillos, tores de la población y eliminar todo les explican a sus hijos en voz alta rastro de prácticas discriminatorias? y con orgullo lo que ven, y acom- En el Perú, esta discusión se inicia pañan su recorrido comiendo pizza. en los años 70 y es más que nece- Sin embargo, basta visitar el Mu- seo de Historia Americana o el del sario mantenerla vigente. Holocausto Judío para advertir el En pleno siglo XXI, aún pode- burdo discurso que justifica las ac- mos observar que algunos países ciones u omisiones de los distintos europeos justifican la expansión gobiernos que han sido protagonis- colonialista al África manteniendo tas de la historia de los Estados Uni- museos en los que muestran a sus dos, así como el excesivo patrio- ex colonias como territorios tismo que emana de cada una de inhóspitos, habitados por salvajes. sus salas. Allí hay un elemento co- Las colecciones de estos museos mún con el museo europeo: la vi- se asemejan a un botín de guerra y sión que subyace es que el mundo su puesta en escena a la exhibición actual es mejor que el anterior. No de cabezas trofeo. Desfilan ante los ojos del visitante, salas se añora un pasado pues se entiende que estamos y somos repletas de enormes animales disecados y figuras de africa- mejores ahora. nos en actitud de ataque. El continente que ha logrado que la En el caso del Perú, durante años nuestros museos de cultura sea la columna vertebral de su desarrollo no discute historia han mantenido el discurso de que todo pasado fue las consecuencias de sus actos y su responsabilidad frente mejor. Que la grandiosidad incaica difícilmente podría su- al África de hoy, no integra a su propia historia la historia de perarse, más aún si la comparamos con la vergonzosa his- sus ex colonias ni equipara el valor ni el aporte de dichas toria republicana contemporánea. ¿Cómo cambiar esta vi- culturas a la suya propia. sión derrotista de la historia peruana? ¿Cómo mejorar y mo- En este punto, cabe agregar un elemento más al análisis dernizar los discursos que están detrás de las políticas del discurso detrás de los museos. Si bien existen museos museísticas que actualmente se aplican en el museo público que se preocupan por generar un intercambio fluido de in- peruano? Hay un primer esfuerzo en la recientemente inau- formación con el visitante (es decir, fomentan el dar, el reci- gurada Sala República del Museo Nacional de Arqueología, Antropología e Historia del Perú. Si bien su puesta en escena bir y el deliberar), otros recurren a la técnica narrativa en la es perfectible, habría que analizar si en el periodo de historia que de algún modo se imponen discursos y formas de com- que narra, por primera vez, se ha logrado representar a to- portamiento. En resumen: los museos pueden confundir su dos los peruanos, si el recorrido nos sugiere interrogantes rol pedagógico, inherente a su naturaleza, con la imposición y si, al terminar la visita, sentimos que como sociedad, de una única manera de entender y ver la historia nacional. como país, estamos aprendiendo del pasado y enfrentando De este modo también pierden de vista que más que dar los retos que nos plantea el futuro. (Diana Guerra) respuestas al público, deberían plantearles preguntas1. La realidad nos indica que en muchos casos los museos 1 Política cultural (2004). Por Toby Miller y George Yúdice. Pag. 199. soslayan estos criterios. Así, podemos observar formas de 2 En el caso del Perú habría que preguntarse qué sectores de la población están asistiendo voluntariamente a los museos y qué tan representados se sienten a exclusión que hoy en día aún se aplican en los museos públi- través de lo que observan en sus vitrinas. Cabeza Clava. 3 Anibal Solimano//PromPerú
  4. 4. Museos peruanos en el umbral del tercer milenio A ún dentro del relativismo que pa- su misión tradicional de preservar e in- reciera dominar los criterios de vestigar ni sus misiones más modernas la sociedad contemporánea, na- que lo llaman a ser una estructura abierta die duda en reconocer la importancia del y descentralizada que está al servicio de Museo como entidad cultural ni se dis- una comunidad y su patrimonio, convir- cute su rol en el campo de la defensa y tiéndose en objetivo de atención, admi- protección del patrimonio cultural ni ración y uso por parte del público. Pero mucho menos se ve mermada la percep- el panorama no es del todo desalentador. Escribe Cecilia Bákula ción referida a la labor educativa que le Hay esfuerzos tanto del sector estatal Doctora en Historia. Profesora universitaria. Directora del Museo del ha asignado la misma sociedad. El Mu- como de los particulares por ofrecer pro- Banco Central de Reserva del Perú seo es visto como una institución funda- puestas atractivas, técnicamente sólidas mental y si ésa es la realidad en cuanto a y que han recibido la atención y la prefe- lo que pensamos, ¿qué está pasando con rencia del público. Por lo tanto adecuarse ellos, que no logran ocupar el sitial pre- a la llamada “nueva museología” no es ferente en el que se les concibe? Y ésta patrimonio privativo de ningún sector es una pregunta y un reclamo que se ha- sino una propuesta interesante a la que cen los expertos y los legos, los defen- están llamados todos los grupos, todos sores del patrimonio cultural, el público los museos, todos los sectores. Esta nue- visitante, los maestros y escolares y hasta va propuesta hace énfasis en destacar la aquellos que se puedan sentir ajenos a labor de la museología y los aportes de la las actividades de la museística. museografía como campos de acción de Nuestro país, cuya riqueza cultural profesionales capaces de transformar el excede todavía nuestra capacidad de co- museo-mausoleo en una realidad en la que nocimiento, defensa, interpretación y di- todos los elementos tradicionales adquie- fusión del mismo, no ha desarrollado una ren una nueva lectura, se interpretan de conciencia colectiva que resulte en una una mejor manera y el resultado sea una suerte de fuerza motora que empuje a los buena y adecuada exhibición de los obje- Museos a ser esos centros ágiles de sa- tos, una correcta preservación y una efi- ber que, habiendo superado su condición ciente comunicación con el público visi- de viejos mausoleos, sean ejes de desa- tante o distante. rrollo del pensamiento, de lugares en don- Desde esa nueva perspectiva, el Mu- de los ciudadanos se reflejan y se com- seo, agente cultural sensible a captar las prenden, se entienden y afianzan su per- nuevas exigencias y demandas del públi- sonalidad colectiva. En los Museos los co, la sociedad y la técnica, ocupa un maestros deben encontrar una herramien- sitial irremplazable por cualquier otra ins- ta fundamental para su labor docente y titución similar en la tarea de seguir cum- los alumnos una puerta abierta a la bús- pliendo con su misión primigenia: pre- queda de respuestas. El público ha de des- servar, exhibir, educar y deleitar. cubrir el placer de la contemplación, del Ser capaces de responder al reto del buen ocio y del crecimiento espiritual que futuro implica que cada agente de parti- debe llevar emparejado toda actividad vin- cipación —Estado, autoridades, conser- culada al conocimiento. vadores, museólogos, museógrafos, Esbozado brevemente, lo anterior sig- promotores, educadores y otros— sean nificaría que en el Perú los Museos no capaces de dar respuesta a las nuevas parecen estar cumpliendo a cabalidad ni preguntas que la disciplina museística 4
  5. 5. plantea y no son pocas las cuestiones puesto suficiente” sino a un cambio de tal para el conocimiento e interpretación que atender: ¿tendemos a museos actitud respecto al rol fundamental del de diversas formas de conocimiento, pre- multidisciplinarios o unidisciplinarios?; Museo en una sociedad como la nues- servando el patrimonio, creando formas ¿qué entendemos por conservar?, ¿qué tra, heterogénea, compleja, distinta pero de acercamiento y orientando todo su se conserva y preserva?, ¿cómo?, ¿a qué rica, valiosa, productiva, generadora de desempeño y energía hacia su destinata- público queremos servir?, ¿qué función cultura, poseedora de tradiciones, cons- rio natural: el público. se desea cumplir en esa sociedad?, ¿pue- tructora y hacedora de bienes funda- La tarea es ardua pero posible y se de el Museo ser un agente de cambio?, mentales. Esa sociedad es la que debe van dando pasos acertados e importan- ¿cómo?, ¿cómo se insertan en la labor ser preservada y estimulada en una tes en este sentido, pero aún son pasos museísticas las nuevas tecnologías, la nueva concepción de Museo. Una nue- aislados; son experiencias positivas pero informática?, ¿cuál es la distancia entre va propuesta en donde se perciba que no embonadas en una estructura que re- la presentación académica y el montaje invertir no se entiende como una carga percuta en mejora general, en beneficio escenográfico?, ¿cómo nos enrolamos o un gasto; que apoyar no es una dádi- de todos. Esas acciones individuales po- en el mundo virtual?, ¿cómo pasamos va sino un placer y una gustosa obliga- drían recibir el apoyo y el reconocimien- del museo-mausoleo al museo ción. El Museo en el Perú requiere que to, ser utilizadas como experiencias po- interactivo?, ¿queremos un museo esta- se le vea, desde las más altas esferas, sitivas y ser puestas al servicio de todos. cionario o un museo que sale a la co- con responsabilidad, respeto y afecto; Sin embargo, será más difícil aún el fu- turo si no se cuenta con una propuesta munidad?, ¿cómo sirve el Museo a la que se facilite el que el Museo penetre volitiva clara y evidente respecto a te- identificación social? en la vida de los ciudadanos porque lo mas como legislación adecuada, incenti- Preguntas hay y las hay muchas y ven y comprenden como suyo, porque vos evidentes, reconocimiento y defini- variadas. Ellas podrían responderse en se reflejan en ellos, se descubren y ción de aquellas instituciones que sí son un foro, en una asamblea pero nada de aprenden de ellos y de otros. Un Mu- y cumplen como Museos para desligar a ello se haría carne si no contamos con seo exitoso será aquel que mostrando los profesionales de los peligrosos adve- una política gestora que desde las más la realidad existente, permita vislum- nedizos en el medio. altas esferas de la autoridad relancen los brar también el futuro. No obstante la riqueza de nuestro pa- Museos del país y los doten de aquellos Aceptar la propuesta de la “nueva trimonio y la conciencia colectiva que elementos mínimos fundamentales que museología” es permitir que, en efecto, existe respecto a la importancia de los no sólo se refieren al ansiado “presu- el Museo sea el instrumento fundamen- Museos, éstos no son aún entidades fun- damentales y la responsabilidad es de to- dos porque la tarea está pendiente; el pa- trimonio se pierde, la memoria se desva- nece y hay miles de peruanos que no tie- nen posibilidad de acceder a esa herra- mienta fundamental de educación, iden- tidad y autoestima. Los museos están.... hay que hacerlos ser. "En los Museos los maestros deben encontrar una herramienta fundamental para su labor docente y los alumnos una Foto: Carlos Díaz Huertas puerta abierta a la búsqueda de respuestas. El público ha de descubrir el placer de la contemplación, del buen ocio y del crecimiento espiritual que debe llevar emparejado toda actividad vinculada al conocimiento ". 5
  6. 6. Museos: problema y posibilidad La indiscutible 1.- ¿Qué papel deben jugar los museos 2. La Guerra Fría no solo fue una ca- en el Perú contemporáneo? rrera armamentista; la competencia tam- importancia de los 2.- ¿Qué modelo de gestión se debe bién se dio en todos los ámbitos: social, museos en la identidad seguir para administrar los museos económica, empresarial, aeroespacial, de una nación nos en el Perú? deportiva y por supuesto, cultural. En los obliga a pensar en la 3.- ¿Cree usted que los museos deben 70`s, el Museo del Hermitage de San situación de estos hacer esfuerzos para atraer públi- Petesburgo competía con los grandes cos? ¿Cómo hacerlo? museos americanos todos subsidiados. centros culturales en el Cae el muro de Berlín y los recortes Perú, país de una presupuestales obligaron a los museos a enorme riqueza cultural Andrés Álvarez Calderón tener gestiones independientes y gestio- Director del Museo Larco Herrera nar fondos privados. Curiosamente, esos que reclama ser museos que hoy reciben menos ingresos mostrada en las mejores 1. Gracias a la masificación informa- del Estado, funcionan mejor pues bus- condiciones a los ojos tiva, los museos deben centrarse más can sus propios fondos y la excelencia del mundo y de una en la atención por el objeto que final- administrativa para autogestionarse. No identidad aún no mente es nuestra razón de ser. Es preci- se puede ir contra la historia y el futuro: so que los museos se enfoquen en la el único modelo de gestión que debe te- resuelta. Para ello ner un museo en Perú es el eficiente, sea conservación, adquisición, investigación convocamos a un y difusión de sus colecciones. Lo que estatal, privado o mixto. Tiene que ser conjunto de nos hace privilegiados frente a las pu- simplemente eficiente. personalidades blicaciones, documentales o Internet es 3. Los museos deben funcionar, se- directamente la experiencia única de observar direc- gún UNESCO, como productos cultura- tamente el objeto. El museo del siglo les, dentro del concepto llamado indus- relacionadas con la XXI debe abrir la curiosidad del visi- trias culturales. Los productos cultura- problemática de estas tante para que éste despierte su interés les deben esforzarse por ser exitosos casas de la cultura –seis por algún tema específico. como cualquier otro producto, es decir, directores de museos y un museógrafo independiente– para que cada uno, desde su experiencia profesional y su posición, absolvieran algunas preguntas cruciales. Éste fue el resultado. Bernarda Delgado. Álvaro Roca-Rey. 6
  7. 7. Foto: Carlos Díaz Natalia Majluf: "La historia de los museos en el país ha dado como resultado una gran diversidad de formas de gestión. Todas son viables". 3. Me parece que es el mayor reto que tienen hoy los museos peruanos, pues nuestro país no ha logrado todavía consti- tuir un público de museos. Muchos creen que para atraer al público es necesario ba- jar el nivel de los programas. Esto es un insulto al público peruano y la mejor for- ma de desprestigiar nuestras instituciones. El verdadero reto no es simplemente atraer públicos, sino hacerlo con una programa- ción exigente. Para lograrlo es fundamen- tal que se pueda establecer un trabajo con- junto con el sector educativo, para inte- grar el arte y la cultura a la currícula esco- lar y universitaria. siendo de calidad, usando estrategias de 3. Por supuesto que sí. De la siguien- Álvaro Roca-Rey marketing: publicidad, relaciones públi- te manera: a. Desarrollando un progra- Director del Museo de la Nación cas, promociones de precio y todas las ma perenne de sensibilización y capa- herramientas que la administración mo- 1. Deben ser una fuente de identifica- citación (local, regional y nacional) para derna nos brinda. ción y reafirmación de nuestra identidad revalorar los sentimientos de identidad, cultural. Su misión es la de lograr que los amor y respeto hacia nuestros valores Bernarda Delgado culturales. b. Proporcionando mayor visitantes veneren y recuerden a sus ancestros cuando ingresan, y piensen en Directora del Museo de Túcume diversidad de la oferta turístico-cultu- el futuro de sus descendientes al salir. ral. c. Estableciendo un programa in- 1. Los Museos del Perú contempo- 2. Deben ser gestionados como una tensivo de difusión y promoción de ráneo, además de exhibir sus reliquias empresa moderna, con estrategias y sis- nuestros atractivos culturales (nacio- arqueológicas, históricas o de otra ín- temas acordes al mundo en que vivimos. nal e internacional) a través del cual se Modernizarlos no es fácil, pero la expe- dole, deben interactuar con las comu- nidades en donde se asientan y permi- transmita la importancia de su conser- riencia nos demuestra que tampoco es tirles así a los visitantes experimentar vación en pro del desarrollo sostenible imposible. con la diversidad de manifestaciones de los pueblos. 3. Creo que es una de sus obligacio- locales de región. En tal sentido, el rol nes primordiales, pues es la única forma de los museos debe ser el de un ente Natalia Majluf de hacer llegar su mensaje. La forma de- integrador, dinamizador, experimental, vivencial y lúdico. Directora del Museo de Arte de Lima pende del tipo de museo y del público al que se desea llegar: los sistemas son tan- 2. Teniendo como base la integración 1. Sería todo un logro que puedan cum- tos que no podríamos resumirlos en un y participación de todos los actores lo- plir su papel fundamental, el de formar par de líneas. cales, un modelo de gestión indispensa- colecciones, conservarlas y presentarlas ble para el desarrollo de los museos del adecuadamente al público. Gladys Roquez país debe considerar el establecimiento Directora del Museo 2. La historia de los museos en nues- de alianzas estratégicas entre el sector de la Cultura Peruana público y privado, en el ámbito nacional tro país ha dado como resultado una e internacional, resultando de ello un gru- gran diversidad de formas de gestión. 1. El papel fundamental de conserva- po homogéneo de gestores culturales que Todas han demostrado ser viables. Lo dores del patrimonio, en términos de ase- mediante esfuerzos consensuados, con importante es que se pueda tender puen- gurar el enriquecimiento y conservación objetivos comunes y metas claras, esta- tes entre el Estado y el sector privado, de las colecciones, y el papel más "ac- blezcan los parámetros para la elabora- que se trabaje en conjunto hacia objeti- tual" de generador de nuevos espacios ción de un plan de desarrollo integral. vos comunes. para el intercambio cultural. Deben con- 7
  8. 8. Escribe: Alfonso Castrillón Vizcarra tribuir a reforzar el conocimiento, las per- Museógrafo independiente cepciones, los sentimientos de la identi- dad cultural –que es múltiple y diversa en una nación pluriétnica como la nues- tra– y la importancia de ligar el pasado, Gracias a la invitación de esta revista escribo hoy como si no quisiéramos destetarnos nunca y presente y futuro colectivos. Sin olvidar día sobre el INC, una institución sobreviviente y crecer, dejar la adolescencia y asumir la ma- durez. Y la madurez es comprender que ya el disfrute estético, el gusto, la armonía, en decadencia ya que, aunque su Director, el Dr. Lum- breras, tenga la mejor buena voluntad, sigue depen- no somos los mismos, que no podemos revi- la libertad de la comunicación. diendo del reparto mezquino que el Ministerio de Edu- vir ese otro mundo rutilante y maravilloso que 2. En los museos nacionales la ges- cación le asigna y éste a su vez de las migajas que se ve en los museos, sino un mundo comple- jo y difícil, formado por toda suerte de oríge- tión debería estar basada en el apoyo sos- recibe del de Economía. Así que puedo decir, de entra- da, que el INC sufre de piramiditis aguda. Ahora bien, nes, con los mismos derechos, deberes y las tenido del Estado y en el apoyo oportuno si un director de buena voluntad no exige y logra, mismas necesidades. Nos debe interesar el de la empresa privada. En todos es un primero, las condiciones necesarias para llevar adelan- sentido que le damos a nuestra vida y cómo reto la gestión ejecutiva que debe estar te un plan mínimo y realista, pierde la batalla antes de la llevamos adelante, con dignidad e ingenio o en relación directa con el objetivo de ser- aceptar. ¿Cómo comprometerse con el país si sabe, de de manera miserable, camino al total descala- vicio cultural amplio. Debemos ensayar hecho, que está atado de manos? Surge el sentimiento bro. Quizá en los museos peruanos nuestros modelos de gestión participativa, en diá- patriótico, se abre la camisa, (en cuyo bividí se puede jóvenes no encuentran las respuestas que buscan para poder unir el pasado con el pre- logo con las reflexiones y propuestas ciu- ver una S bien grande) y dice: "algo hay que hacer en medio de esta situación", y ese día comenzó su heroi- sente y explicarles quiénes son ellos ahora. dadanas, colectivas. co rosario de frustraciones. El museo peruano no es memoria, no enseña 3. Sí. El fin último es conservar para No voy a entrar en minucias acerca de los museos cómo vivir en sociedad, por ejemplo, no nos difundir, mostrar, propiciar el conoci- del INC, tema del cual se me ha pedido escribir y del recuerda los malos ejemplos del pasado, nues- que puede escribirse un libro, sino de algunos puntos tras "metidas de pata". Así la Historia que miento y el goce cultural y estético. La que me parecen deben tenerse en cuenta para mejorar habita en nuestros museos "es una señora promoción debe enfrentarse de manera la situación de los mismos. bella de encanto viejo y misterio", (apropián- realista a contextos que van desde la ubi- 1.- El INC tiene que afrontar decididamente la donos de la letra del vals), pero de ninguna cación, accesibilidad y seguridad, hasta reestructuración administrativa y la moderni- manera la Maestra que caracterizaron los lo que "dice" el museo al público, y las zación de la institución: antiguos. imágenes del público sobre el museo. a) Propiciar el ingreso a la institución (di- Por otro lado, faltan museos de Historia Natu- recciones, subdirecciones y jefaturas y ral, de la industria, de la ciencia, de la impren- otros puestos de responsabilidad) por ta y los medios, del diseño y la creatividad, Irene Velaochaga concurso. de las invenciones, del campesinado, o los Directora del Museo de Arte Italiano b) Luchar porque los museos bajo su tutela ecomuseos, etc. que inciten el interés de los administren sus propios recursos. ¿Se jóvenes por el mundo moderno y su inventi- han preguntado por qué los museos parti- va frente a los problemas que surgen en nues- 1. El de siempre, el de difusión de la culares están mejor? tra sociedad. cultura: de conservación, investigación c) Se observa en sus museos falta de 3.- El INC no ha puesto en práctica una política museólogos y museógrafos. Sus presen- de Conservación Preventiva para evitar que y exposición del patrimonio. El museo taciones museográficas son poco profe- el patrimonio se pierda o se maltrate por negli- sigue siendo un centro para conservar sionales. Los sueldos son muy bajos, de gencia. Pienso que también debería supervi- y exponer una parte de la cultura, una suerte que no hay incentivos para los sar los trabajos de conservación y restaura- colección de objetos con un valor cul- futuros trabajadores jóvenes. Sin embar- ción del patrimonio urbano en manos de las go hay personal que tiene vocación y municipalidades, ya que se ha visto que és- disposición para dedicarse a la tas realizan trabajos sin asesoramiento técni- Irene Velaochaga Museología. Lo mismo puede decirse del co, lo cual atenta contra las obras. área de Gestión Cultural. 4.- El INC debería proponer leyes más severas d) Fortalecer el Sistema Nacional de Mu- para castigar los atentados contra el patrimo- seos, única manera de contar con una nio cultural. Hace algunos años unos jóvenes red de información para poder asistir a los peruanos caminaron sobre el candelabro de museos de provincia, descuidados tradi- Paracas dejando sus marcas irresponsables. cionalmente por el INC. Esta tarea se El año pasado unos jóvenes chilenos pinta- hace más urgente ahora que se quiere ron con spray un muro inca. Con la anuencia impulsar el turismo. de la administración actual de Municipalidad 2.- No sé si tenemos la suerte, o es la fatalidad, de Lima se mandaron lijar las estatuas de de vivir en un suelo abundante en restos ar- bronce de La Fuente China del Parque de la queológicos, algunos maravillosos, que ha- Exposición. Y la lista de estropicios sigue blan de la importancia de las culturas preco- aumentando... lombinas y su aporte a la Historia Universal. En fin, no puedo extenderme más, pero espero que Reconozco que es un motivo de orgullo. Pero, estas líneas sirvan de base para favorecer un diálogo precisamente, por esta condición estamos pe- sano y alturado entre la gente que trabaja en el campo gados al pasado de una manera enfermiza, de la cultura. 8
  9. 9. Gladys Roquez Fotos: Carlos Díaz Rodolfo Vera tural. Se conserva para el futuro. Hoy 3. Por supuesto, no sólo por los mu- Rodolfo Vera es cada vez más fuerte la tendencia a seos, sino por el público mismo. A pe- Museógrafo independiente convertir los museos en centros de cul- sar de que la primera preocupación del tura. Pero siempre hay que tener en museo es conservar el patrimonio, jus- 1. Los museos deben cumplir un pa- cuenta que su función verdadera es la pel fundamental en los diferentes cam- tamente se conserva para que otro pue- de conservar y exponer su propio patri- pos de nuestra sociedad. En la educa- monio. Si no, no son museos, son sólo da verlo, es decir, no sólo el público del presente, sino también el del futu- ción su papel es de primer orden, como centros culturales. complemento de la información recibida ro. Cuanto más público mejor. Por eso 2. Es importante antes que nada con- en el aula. Si los profesores preparan vi- se expone el patrimonio que se conser- siderar qué es lo que significa gestión. A sitas con sus alumnos, los resultados mí me parece que la explicación de Barry va, si no sería una simple colección. serán provechosos. Para el público en ge- Lord y Gail Dexter es la mejor: "el pro- ¿Cómo atraer más público? Pues en neral la visita también es importante, por- pósito de la gestión de museos es facili- primer lugar es indispensable mejorar que los museos –según su naturaleza– tar la toma de decisiones que conducen la relación con los visitantes actuales crean en el visitante sentimientos de or- a la consecución de la misión del museo, para que se sientan bien y quieran re- gullo en torno al pasado. al cumplimiento de su mandato y a la eje- petir la visita. Hay mil formas de atraer 2. Deben optar por un modelo de ges- cución de sus objetivos a corto y largo nuevo público: campañas de tarifas re- tión dinámico. Dentro de este plantea- plazo para cada una de sus funciones." ducidas o gratuidad en días determina- miento, la Dirección del Sistema Nacio- Es decir, cualquier tipo o modelo de ges- dos, campañas en colegios y en hote- nal de Museos del INC es de fundamen- tión será buena siempre y cuando se pro- les, campañas por grupos de museos. tal importancia, pues plantea la política ponga hacer más llevadera al personal la Sin embargo, cualquier campaña nece- institucional que deben seguir los museos realización de sus tareas, facilitándole la sita de los medios de comunicación. estatales y su relación con los museos toma de decisiones. privados. A ambos se les debe conside- rar con perspectivas similares, por que Andrés Álvarez Calderón ambas instituciones albergan patrimonio nacional y sus objetivos son comunes. 3. Los museos tienen un público cau- tivo, como son los escolares y los tu- ristas, pero existe una franja amplia de público que no acude a los museos. Es a este público al que los museos debe- rían dirigir sus máximos esfuerzos, modernizando y replanteando sus áreas de exposición, acudiendo a la tecnolo- gía, utilizando elementos lumínicos óptimos y sistemas de proyección de imágenes y auditivos que ayuden a un mejor entendimiento de lo presentado. También las exposiciones temporales son importantes. 9
  10. 10. El Museo total Proyectos y perspectivas futuras del Museo Nacional de Arqueología, Antropología e Historia del Perú, el museo temático más importante del país y recinto de la colección arqueológica más grande del continente A l recorrer los pasadizos del Museo Nacio- nal de Arqueología, Antropología e Historia del Perú (MNAAHP) en Pueblo Libre, se tiene la impresión de estar sumergido en la paz y tranquilidad de un lugar muy querido, muchas ve- ces visitado: aquel en el cual los iluminados patios y jardines dejan de serlo para convertirse en escena- rios en los que habitan relatos y personajes que cons- truyen, con su existencia, la compleja y delicada urdimbre de nuestra identidad. Un museo narra una historia. Es el continente de un conjunto de vivencias, experiencias y manifes- taciones de los grupos humanos cristalizado en re- presentaciones y objetos. Como tal genera en quien visita sus salas la sensación de caminar por entre Fotos: Carlos Díaz Huertas los pasajes memorables, dramáticos y cruciales de sus padres y abuelos. Bajo esta concepción, el MNAAHP dispone de un catálogo de objetos que, de manera silenciosa, refieren elocuentemente lo que 10
  11. 11. En los meses de mayor concurrencia, el museo ha albergado a 22 mil visitantes. Página opuesta: último director del MNAAHP, Enrique González Carré. bable que entre los museos de Sudamérica sea uno de los más impor- tantes", sostiene Enrique González Carré, director del MNAAHP. "Junto con la Bi- blioteca Nacional y el Archivo General de la Nación, nuestra institución consti- tuye el grupo de las tres entidades que guardan la memoria de nuestro país: la historia, la creación, los testimonios, las alegrías y desgracias", refiere. Concientes del importante legado que custodian, las autoridades y el personal nos constituye. Ceramios, textiles, me- cana de contundentes vestigios, las pri- del museo realizan denodados esfuerzos tales, material orgánico y objetos líticos meras tecnologías de caza, increíbles por conservar los sorprendentes y signi- relacionados a restos humanos, así como manifestaciones de la iconografía y el arte ficativos bienes muebles que conforman objetos de valor histórico-artístico, re- Moche, ceramios monocromáticos y tra- este valioso patrimonio. Así, todas las gistros documentales, fotográficos y bi- zados líticos en mágicas piezas Chavín, semanas se efectúan monitoreos y acti- bliográficos de los períodos colonial y textiles Paracas, coloridas vasijas Nazca vidades de limpieza en las exhibiciones republicano hacen de este espacio un lu- y toda una panoplia y orfebrería Inca. El permanentes y cada uno o dos meses se gar de encuentro con la historia del Perú. número aproximado de piezas en exhibi- realiza el mismo tratamiento en los depó- No es extraño, por eso, ver en los ción es de 2 mil 300. Y la cifra de los sitos que albergan las colecciones –res- corredores del museo cómo niños, jóve- objetos que constituyen las colecciones tos humanos, ceramios, metales, texti- nes, adultos, turistas nacionales y extran- –en depósitos y gabinetes, aún no con- les– debido a que el clima húmedo de jeros, profesores, alumnos, profesiona- servadas–, oscila entre las 180 o 190 mil. Lima motiva la proliferación de hongos les y científicos se entregan al reto de y la acumulación de polvo que, en ac- reconstruir los hechos de la gran aven- INSTINTO DE CONSERVACIÓN ción conjunta, deterioran los invaluables tura del país. Todos viajan de modo ima- "El museo es un centro de actividad fun- objetos. Sin duda el personal del museo ginario a los tiempos heroicos, majestuo- damental en lo que se refiere a grandes sabe que de lo que se trata es de mante- sos e imperiales de la época prehispánica. investigaciones sobre nuestro pasado. ner las colecciones en espacios con tem- Repasan en planos imaginarios, pero Este recinto guarda el más rico patrimo- peratura controlada; sin embargo, este tipo auxiliados por la presencia tangible y cer- nio cultural e histórico del Perú y es pro- de sistema es costoso y por ello muchas 11
  12. 12. años, en 1927, Julio C. Tello halló y re- cuperó 476 fardos funerarios de la cul- tura Paracas. De éstos, se han interveni- do un poco más de cien, de los cuales se han obtenido casi 5 mil textiles. De és- tos, entre 250 y 280 poseen iconografía, bordados y/o decoraciones y 120 son realmente grandes. "Mantener un manto Paracas cuesta de cinco mil a ocho mil dólares", dice González Carré. Imagine- mos por un momento la partida presupuestal que se necesitaría para con- servar este patrimonio. Felizmente hay mecanismos alternativos para ir recupe- rando lentamente riquezas culturales como éstas. Quince de los grandes man- tos Paracas serán completamente pues- tos en valor gracias al financiamiento y apoyo técnico del gobierno francés y al nuevo Museo Quai Branly de París. El trabajo se desarrolla como parte de un convenio entre el museo galo y el INC "El museo guarda el más con miras a una gran exposición a reali- rico patrimonio cultural e zarse el año 2008 en la que se expondrán histórico del Perú y es 47 textiles. "Los tejidos tienen una antigüedad de probable que entre los 2 mil años y formaban parte de un con- museos de Sudamérica sea junto de ofrendas en los fardos", cuenta uno de los más importantes" Carmen Thays Delgado, encargada de la Curaduría de Textiles del MNAAHP. "En veces las condiciones para un trabajo de esa época se conocían varias técnicas estas características e importancia no son textiles distintivas. La más representati- va como técnica decorativa era bordado las más adecuadas. y punto plano atrás; casi todas las piezas Pero no todo es tan adverso para los están bordadas sobre tela llana en fibra conservadores de Pueblo Libre. El director de camélido y algodón; los hilos de colo- del museo Enrique González Carré nos res que adornan también son de fibra de da una estupenda noticia: "El gobierno camélido. Debido a la antigüedad y mal japonés ha donado equipos de última ge- estado de conservación de estos objetos neración para implementar los laborato- se calcula que el tiempo de intervención El guión museográfico de la Sala rios y los gabinetes del museo. Un grupo República víncula acontecimientos oscila entre los cuatro a seis meses". nacionales con hechos mundiales. de técnicos japoneses vendrán a capaci- Pero ahí no acaba todo. A raíz de la Página opuesta: "Obelisco de todas tar a nuestro personal para su manejo y las sangres", nuevo punto neurálgico contribución del museo parisino se deli- del museo. uso. Esto significa que las labores de nea un proyecto emblemático en cuan- conservación, investigación y protección to a conservación de textiles. En los úl- del patrimonio que se nos ha confiado se timos 50 años no había existido un pro- harán en las más óptimas condiciones". yecto de conservación y restauración en Motivo para sonreír con satisfacción. el Perú tan sistemático y de esta enver- gadura. El acuerdo de cooperación en- PARÍS SERÁ tre dos instituciones que velan por la UNA FIESTA cultura como el Museo Quai Branly y el El trabajo por delante, sin embargo, es INC sienta un precedente de gran valor vasto. El patrimonio cultural por recupe- y además puede ser una garantía para rar y conservar, inmenso. Le ponemos mantener las relaciones con otros mu- un ejemplo, amigo lector: hace ya varios seos en el mundo. Los acuerdos son 12
  13. 13. posibles porque los beneficios son bila- tra tenía que poner énfasis en aquellas re- Para concluir la cultura popular, pro- terales. En esta experiencia última algu- presentaciones que apelaran al sentido co- tagonista de esa historia no contenida nos técnicos franceses accedieron a las lectivo, a las raíces más cercanas, al re- en los libros escolares, ocupa un lugar condiciones de trabajo de los profesio- conocimiento del otro y a la actuación de destacado en la propuesta. Por ello, el nales del MNAAHP y aportaron sus co- distintos agentes en la construcción de una visitante tiene la posibilidad de interactuar nocimientos, se dio un intercambio va- identidad reciente. Qué mejor forma de con paneles desde los que se escuchan lioso de información y experiencias y el lograrlo que rindiendo un homenaje a to- interpretaciones de Lucha Reyes, Zam- Perú obtuvo el rescate de su patrimonio dos aquellos partícipes de la gesta del país bo Cavero, Chacalón, Iván Cruz o Los a la vez que Francia consiguió la posibi- en los siglos XIX y XX que no figuran en Shain's. O recordar y ver viejas imáge- lidad de presentar una colección de pri- los libros, aquellos que padecieron de modo nes de nuestra maltratada televisión; o mer orden en Europa. anónimo los momentos turbulentos tanto pasear por una galería donde el tenor como celebraron las grandes hazañas y está dado por los encabezados de perió- CON P DE PATRIA alegrías de nuestro país. Peruanos sin dicos de distintas épocas. El resultado Un museo no es una unidad estática; el nombre, ciudadanos de a pie de distintos de todo ello es totalizante. Salir del Mu- recorrido que propone debe revisarse y momentos históricos, se suceden en imá- seo de Pueblo Libre, como desde siem- renovarse constantemente. En vista de que genes que se proyectan sobre paredes y pre se le ha conocido, es salir de una al MNAAHP le faltaba un espacio dedica- pisos, y se sintetizan en la irreverente ins- experiencia plena: todo el espíritu de la do a los últimos siglos de la historia del talación que la prensa ha bautizado como existencia peruana, con sus tragedias y Perú se inauguró el primer día de abril de "Obelisco de todas las sangres". De algu- dolor, con sus intelectuales y persona- este año la Sala República. La propuesta na manera todos estamos representados jes más conspicuos, con su música y museográfica contempló el rol de la me- en ese monumento posmoderno en el que sus artistas y las tradiciones más señe- moria y los estados reflexivos que pudie- se engarzan objetos de nuestra ras. Todo aquello que representa el reto ran generarse por la interacción del visi- cotidianidad como botellas de cerveza, de la reconstrucción de la memoria y de tante y el sinnúmero de imágenes repre- inca cola, zapatillas tigre, una camiseta de la identidad está ahí. El Museo somos sentativas de este largo proceso. La mues- la selección de fútbol, etcétera. nosotros. (José Carlos Picón) 13
  14. 14. Reflexiones sobre el patrimonio mueble R Nuestro primer museo egistrar un bien cultural implica tienden que este proceso es la única ga- una serie de beneficios rantía tangible de poder monitorear, ma- enfrenta los retos que destacables: con el registro se nejar y proteger el patrimonio cultural impone su rol como identifica, describe, fundamenta, clasifi- mueble que se custodia. ca y organiza la información contenida Corrección: no todos; aún hay países, cabeza del Sistema en los objetos que constituyen nuestro como el nuestro, en los cuales las expe- Nacional de Museos patrimonio cultural y se obtienen valio- riencias de sistema de registro son fluc- sos datos sobre sus creadores. Esta in- tuantes, irregulares y algunas de ellas Escribe: Carlos R. Del Águila Chávez / formación además permite rescatar aque- defectuosas. Ello se explica en varios Subdirector del MNAAHP llos bienes que han sido robados, perdi- aspectos a considerar. dos y recuperados así como, en el mo- En el país se han realizado varios re- mento mismo del robo, emprender la in- gistros vinculados a la necesidad de mediata acción disuasiva y de presión controlar las colecciones, los que van para evitar que estos objetos puedan ser desde inventarios simples hasta traba- desmantelados, fundidos y/o traficados. jos descriptivos, inclusive desde la épo- El mundo de los museos o mejor aún, ca de don Mariano Eduardo de Rivero los museos del mundo, tienen bien claro y Ustariz, en 1824. Esto no es nove- estos criterios tanto que consideran un dad. Baste recordar que el inventario programa prioritario no solo el registro producido por Emilio Gutiérrez de tácito sino también el monitoreo del mis- Quintanilla en 1916 fue uno de los más "Un objeto pierde su valor patrimonial al ser mo y el incremento de los datos en la minuciosos que se haya producido has- extraído de su contexto sin una adecuada ta el momento. documentación". catalogación. Todos, sin excepción, en- 14
  15. 15. Labores de Entendamos uso de colecciones como restauración de uno de los textiles la manera adecuada de movimiento de Paracas gracias al objetos que permite investigar, conser- convenio del INC con el museo var y exhibir el Patrimonio Cultural Mue- francés Quai Branly. ble de este país. Desde el 2002, estamos trabajando arduamente en este tema, es- forzándonos por normar y reglamentar las posibilidades de definir el uso de las colecciones no sólo por parte del Estado sino también del público en general; sin embargo, nada podemos conseguir sin un adecuado Sistema Normativo. Al respecto, estamos abocados en uniformizar criterios de manejo que años atrás no existían. Facilitamos el acceso a la información a quienes son los respon- sables de las colecciones, actualizamos los discursos del uso del patrimonio e incor- poramos el criterio de recontextualización que se había dejado de priorizar. Esa es la Foto: Carlos Díaz Huertas única manera de incrementar la valoriza- ción de las colecciones, las mismas que deben tener, en primer lugar, un valor agre- gado de documentación de nuestra histo- ria y, en segundo término, un criterio Por otro lado, las necesidades de un museográfico adecuado para la presenta- ¿Por qué no tenemos un registro con- registro adecuado se han ido ción de nuestros museos. cluido, adecuado y operativo? Una res- incrementando y fortaleciendo con el puesta inmediata apunta a justificar este Un Registro Nacional de Bienes Mue- tiempo, de modo que las metodologías problema en la falta de un Plan Nacio- bles permitirá tener un mejor control de han sufrido una serie de modificaciones nal de Registro o de un Registro Na- las colecciones que se albergan en nues- cada vez más dirigidas a la necesidad de cional de Bienes Muebles con aplica- tro país, independientemente de su con- registrar la documentación intrínseca de ciones metodológicas similares al Ar- dición y tipo de propiedad. Es necesario construcción colectiva del objeto y no chivo General de la Nación, la Bibliote- saber el volumen de las colecciones ya tan sólo del objeto como obra individual. ca Nacional o los Registros Públicos, existentes para impedir así la prolifera- Así, desde Julio César Tello hasta Luis cuyos procedimientos no difieren mu- ción de las extracciones clandestinas con Guillermo Lumbreras, los esfuerzos de cho. Pero el tema no es de respuestas miras a incrementar nuevas colecciones. un adecuado manejo de las colecciones, inmediatas; es mucho más complejo: Debemos promover una política de in- incluyendo un competente registro, han tiene que ver con aspectos internos de tercambio entre nuestros museos; de este sido las prioridades del Sistema Nacional organización de las colecciones, con la modo nuestra cultura estará bien repre- de Museos del Estado. necesidad de modernizar la institución sentada en todos ellos. Este criterio pue- Lamentablemente todos estos esfuer- de los museos rompiendo aquellos de hacerse extensivo entre los coleccio- zos han sido iniciativas internas del Mu- tabúes como "no mover mucho las co- nistas, quienes deben entender también seo Nacional de Arqueología, Antropolo- lecciones", justificado a través del mal que las leyes en este país respetan la pro- gía e Historia del Perú y no constituyen entendido criterio de la "intangibilidad". piedad, pero no permiten la constitución programas nacionales de Estado, lo que Es necesario y urgente cambiar estos de nuevas colecciones de bienes mue- podría darles un peso específico de prio- criterios. Si una colección no se mue- bles sobre la base de saqueos y/o des- ridad nacional (interés nacional como le ve, no se usa; si no se usa, se deterio- trucción de patrimonio. Un objeto pierde dicen). Si así fuese, dejaríamos de pre- ra; si no tenemos capacidad de un per- su valor patrimonial al ser extraído de su ocuparnos por la falta de recursos para manente mantenimiento, el deterioro es contexto sin una adecuada documenta- insumos, sistemas de registro, personal más acelerado y el criterio de no "mo- ción; al perder este criterio, se convierte e infraestructura, que son los problemas ver mucho las colecciones" puede re- en un limitado objeto de arte que sólo que permanentemente aquejan a nuestro sultar contraproducente. Esto tiene que permite el disfrute artístico de la pieza. sector. cambiar. No permitamos que ello suceda. 15
  16. 16. Un Perúen sintonía E La actual n el año 2002 el Instituto Nacio- destinada a la zona. Ambas casas de la nal de Cultura elaboró el Plan memoria deberían cristalizarse este año. gestión del INC Nacional de Museos. Sus alcan- Quedan pendientes, claro está, los traba- planea un ces son reveladores. En primer lugar el jos relacionados a las áreas de Tumbes y proyecto contempla la creación paulati- de la Región Altiplánica: "El Plan de Mu- ambicioso na de un museo por comunidad en el cual seos es ambicioso y lo sabemos quienes proyecto la colectividad se sienta representada a participamos de esta gestión. Nuestra museístico que través de su medio geográfico, sus re- idea es avanzar todo lo posible y dejar cursos, bienes patrimoniales e historia. los lineamientos generales para futuras involucra todo el Estas futuras y deseables casas cultura- administraciones", explica Del Aguila. territorio les han sido clasificadas bajo criterios te- nacional máticos y se destacan entre ellos el Mu- MUSEOS EN RED seo de los Pueblos Andinos y De modo paralelo al trabajo del Plan Na- Amazónicos, Museo de la Ciencia y la cional de Museos, se ha elaborado el pro- Tecnología, Museo del Oro del Perú, yecto denominado la Red de Museos del Museo de la Minería, Museo del Mar, Qhapaq Ñan, que constituye el compo- Museo de la Ganadería, Museo del Ur- nente museístico del proyecto del siste- banismo Andino, Museo del Vulcanismo ma vial Inka y está relacionado y de la Geología de los Andes, Museo geográficamente al mismo. Las futuras del Medio Ambiente y Museos de Fron- casas culturales están clasificadas según tera. Según Carlos del Aguila, sub-direc- el lugar donde se encuentran y de acuer- tor de Registro y Manejo de colección do a la jerarquía que el territorio tuvo en del Sistema Nacional de Museo del INC, el periodo Inka. Es claro que cada uno "en el Perú hay muchos museos arqueo- de estos espacios contemplarán un solo lógicos. La idea es generar una oferta espíritu conceptual, que es mostrar el an- diferente, que permita que los distintos tiguo Perú, además de relacionarse entre espacios estén relacionados regional y ellos regionalmente a través de informa- conceptualmente". ción precisa que permita identificar los Como toda edificación se levanta so- contextos culturales vecinos. bre una primera piedra, el énfasis inicial De esta forma, el Museo del ha sido puesto en los Museos de Fronte- Tawantinsuyu –en un primer nivel de je- ra, que tienen como fin presentar al visi- rarquía– será, dada su ubicación en el tante del país vecino una imagen general Cusco, el foco nuclear de los demás del Perú originario; es decir, del miembros de la Red. Planteado como una prehispánico, entendido éste como una representación del escenario político de matriz que ha permanecido subyacente la época inca, la edificación pretende con- a los largo de toda nuestra historia. Son sagrarse como un Museo Nacional y dar particularmente dos los proyectos que al visitante información inicial sobre el animan el plan del INC: el Museo de Fron- resto de museos agrupados en un segun- tera de Tacna, cuya cede será la actual do escalafón: los Museos Intermedios. Biblioteca del Instituto Nacional de Cul- Éstos serán distribuidos según el orden tura en la Región y el Proyecto de Difu- político de los Cuatro Suyos, tal como sión Cultural de la Amazonía, que pre- estaba organizado el territorio en tiempo tendería a través de una embarcación de los incas. Los lugares serán construi- exhibir de manera itinerante la colección dos o re-estructurados en los principales 16
  17. 17. Esquema de organización de la Red de Museos Sobre la base del ordenamiento territorial del incanato, dividido en cuatro suyos, la Red de Museos del Qhapaq Ñan instaurará museos intermedios en diversas regiones que comprendieron el Tawantinsuyu. espacios arqueológicos del país, a saber: un museo itinerante –con la misión de generadoras de actividad cultural e in- Pachacamac, Chincha, Cajamarca, sensibilizar a la población local– y por centivo para la visita a los principales Huánuco Pampa, Jauja, Vilcashuaman, otro se mantiene el trabajo destinado a recintos de la Red. De preferencia, es- Tumbes, Piura, Arequipa, Tacna, establecer un recinto cultural definitivo tos espacios serán construidos en luga- Chachapoyas, Chucuito. en el lugar. Finalmente, se encuentran res de extrema pobreza, donde la pues- De todos los mencionados, el esfuer- los Museos Locales y de Sitio, los que ta en valor de los recursos culturales será zo que hoy se implementa es el Proyec- harán las veces de centros de informa- un eje para el impulso del desarrollo so- to Vilcashuaman, en Ayacucho. Por un ción desde su ubicación distrital, ade- cial y económico. El INC está tras esta lado se hacen esfuerzos por constituir más de funcionar como instancias tarea. (Carlos Trelles) 17
  18. 18. Piedra primordial L a idea estuvo rondando por la ción del proyecto sigue siendo una exi- Uno de los sitios mente de Luis Lumbreras Salcedo gencia. La población local y sus autori- arqueológicos más desde mediados de los noventas: dades sopesan, con mucho entusiasmo, importantes del Perú un museo total que conserve y exponga, los beneficios que traería consigo la ma- en las condiciones adecuadas, el patri- terialización de este gran anhelo. Por lo albergará la monio mueble y con él la historia de una pronto, la parte conceptual ha tomado cristalización de un de las culturas fundamentales del Perú bríos y el plan goza de buena salud. ambicioso proyecto: el prehispánico y de América precolombi- "La propuesta temática del museo se na: Chavín. extiende no sólo a lo concerniente al san- Museo Nacional Chavín Desde que Julio C. Tello iniciara los tuario y sus impresionantes vestigios ar- trabajos de excavación en Chavín de queológicos, sino que abarca toda la vasta Huántar hasta los últimos hallazgos rea- cultura Chavín, su religión y sus lizados en la actualidad por el arqueólogo divinidades, su campo de acción, su in- norteamericano John Rick, la consuma- fluencia, sus manifestaciones, es decir, Como ésta, muchas piezas de la colección del MNAAHP formarán parte del Museo Nacional Chavín. 18

×