Investigación original / Original researchCaracterización de aislamientos invasivos deS. pneumoniae, H. influenzae y N. me...
Investigación original                                 Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en Amér...
Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el Caribe                                 ...
Investigación original                                                           Gabastou et al. • Caracterización de aisl...
Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el Caribe                                 ...
Investigación original                                                          Gabastou et al. • Caracterización de aisla...
Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el Caribe                                 ...
Investigación original                                                        Gabastou et al. • Caracterización de aislami...
Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el Caribe                                 ...
Investigación original                                  Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en Amé...
Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el Caribe                                I...
5 serotipos america spn hi nm vigilancia 2000-2005 sireva ii paho
5 serotipos america spn hi nm vigilancia 2000-2005 sireva ii paho
5 serotipos america spn hi nm vigilancia 2000-2005 sireva ii paho
5 serotipos america spn hi nm vigilancia 2000-2005 sireva ii paho
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

5 serotipos america spn hi nm vigilancia 2000-2005 sireva ii paho

902 views
798 views

Published on

Published in: Health & Medicine
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
902
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
6
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

5 serotipos america spn hi nm vigilancia 2000-2005 sireva ii paho

  1. 1. Investigación original / Original researchCaracterización de aislamientos invasivos deS. pneumoniae, H. influenzae y N. meningitidis enAmérica Latina y el Caribe: SIREVA II, 2000–2005Jean-Marc Gabastou,1 Clara Inés Agudelo,2 Maria Cristina de Cunto Brandileone,3Elizabeth Castañeda,2 Ana Paula Silva de Lemos,3 José Luis Di Fabio 1y el Grupo de Laboratorio de SIREVA II 4 Forma de citar Gabastou JM, Agudelo CI, Brandileone MCC, Castañeda E, Lemos APS, Di Fabio JL, et al. Caracteriza- ción de aislamientos invasivos de S. pneumoniae, H. influenzae y N. meningitidis en América Latina y el Caribe: SIREVA II, 2000–2005. Rev Panam Salud Publica. 2008;24(1):1–15. RESUMEN Objetivos. Analizar las características fenotípicas y la susceptibilidad a antibióticos de las cepas circulantes de Streptococcus pneumoniae, Haemophilus influenzae y Neisseria meningitidis en América Latina y el Caribe entre 2000 y 2005. Se evaluó la cobertura poten- cial de las vacunas conjugadas. Métodos. Se estudió por métodos convencionales la distribución de los serotipos o sero- grupos de 17 303 cepas de S. pneumoniae, 2 782 cepas de H. influenzae y 6 955 cepas de N. meningitidis aisladas de casos de neumonía, meningitis, sepsis, bacteriemias y otros pro- cesos invasivos. Se evaluó la susceptibilidad a los antibióticos de las cepas estudiadas. Los ais- lamientos procedían de 453 centros centinelas de 19 países de América Latina y 4 del Caribe, como parte del proyecto SIREVA II. Resultados. El serotipo 14 de S. pneumoniae fue el más frecuentemente aislado (21,1%), especialmente en niños menores de 6 años (29,1%). Las coberturas potenciales de las vacunas conjugadas antineumocócicas hepta, nona, deca y tridecavalentes fueron de 59,0%, 73,4%, 76,5% y 85,9%, respectivamente. De los aislamientos, 63,3% eran sensibles a la penicilina. El serotipo b de H. influenzae estuvo presente en 72,2% de los aislamientos en niños menores de 2 años, mientras 8,6% correspondieron a los serotipos a, c, d, e y f; 19,2% resultaron no se- rotipables. La proporción de cepas de H. influenzae productoras de betalactamasa en aisla- mientos en niños menores de 2 años fue de 16,3%. Los serogrupos de N. meningitidis más frecuentes fueron el B (69,0%) y el C (25,7%); 65,8% y 99,2% de las cepas fueron sensibles a la penicilina y a la rifampicina, respectivamente. Conclusiones. Estos resultados resaltan la importancia de la vigilancia epidemiológica in- tegral de S. pneumoniae, H. influenzae y N. meningitidis en América Latina y el Caribe. La gran heterogeneidad en la distribución de los serotipos de S. pneumoniae en los países es- tudiados podría reducir la cobertura de las vacunas aplicadas. Se recomienda realizar un aná- lisis específico por país para ajustar la introducción de nuevas vacunas conjugadas y decidir el esquema de vacunación más adecuado. Palabras clave Streptococcus pneumoniae, Haemophilus influenzae, Neisseria meningitidis, epidemio- logía, resistencia bacteriana a drogas, América Latina, región del Caribe. 3 Setor de Bactérias Piogênicas y Toxigênicas, Seção1 Área de Tecnología y Prestación de Servicios de de Bacteriologia, Instituto Adolfo Lutz, São Paulo, OPS/OMS, Edificio Naciones Unidas, Amazonas Salud, Unidad de Medicamentos Esenciales, Vacu- No. 2889 y La Granja, Quito, Ecuador. Correo elec- Brasil. nas y Tecnologías en Salud, Organización Pana- 4 La relación completa de los autores miembros del trónico: jgabasto@ecu.ops-oms.org mericana de la Salud, Quito, Ecuador. La corres- 2 Grupo de Microbiología, Instituto Nacional de Grupo de Laboratorio de SIREVA II aparece al final pondencia se debe dirigir a Jean-Marc Gabastou, Salud, Bogotá, Colombia. del texto.Rev Panam Salud Publica/Pan Am J Public Health 24(1), 2008 1
  2. 2. Investigación original Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el Caribe Según la Organización Mundial de En estas condiciones, la vigilan- racterísticas fenotípicas de las cepasla Salud (OMS), la neumonía y la me- cia local y regional de los casos de circulantes de S. pneumoniae, H. influ-ningitis se encuentran entre las princi- neumonía y meningitis causados por enzae y N. meningitidis responsables depales causas de muerte en el mundo. S. pneumoniae, H. influenzae y N. me- procesos invasivos en América LatinaMás de 1,6 millones de personas mue- ningitidis adquiere una importancia y el Caribe entre los años 2000 y 2005.ren cada año por estas enfermedades y fundamental en los países en vías de Además, se evaluó la cobertura poten-un millón de esos fallecimientos co- desarrollo de América Latina y el Ca- cial de las vacunas conjugadas existen-rresponde a niños menores de 5 años ribe (17, 18). El impacto de la neumo- tes o en desarrollo y se describe la sus-(1–3). Se estima que en América Latina nía y la meningitis bacterianas im- ceptibilidad de las cepas aisladas a losy el Caribe mueren anualmente más pulsó a la Organización Panamericana antibióticos de uso más frecuente.de 80 000 niños menores de 5 años a de la Salud (OPS) a implementar encausa de infecciones de las vías respi- 1993 un programa regional de vigilan-ratorias bajas; de ellas 85% se deben a cia basado en una red de hospitales y MATERIALES Y MÉTODOSinfluenza y neumonía. La mortalidad laboratorios centinelas. Entre las fun-por estas causas en algunos países de ciones de esta red estaba proveer in- Países e instituciones participantesAmérica Latina puede representar formación prospectiva sobre la distri-más de 20% de las defunciones en este bución de serotipos de S. pneumoniae y La red de laboratorio de SIREVA IIgrupo de edad (1, 2). su susceptibilidad a los antibióticos, está formada por instituciones de cua- Antes de la introducción de las va- así como reunir datos epidemiológi- tro niveles de complejidad. Al primercunas conjugadas, los cuadros de neu- cos que permitan estimar la carga de nivel pertenecen dos centros regionalesmonía más graves se asociaban con estas enfermedades en los diferentes de referencia: uno para S. pneumoniaecausas bacterianas, con predominio de grupos poblacionales. (National Centre for StreptococcusStreptococcus pneumoniae, seguido de El proyecto denominado Sistema (NCS), Edmonton, Alberta, Canadá) yHaemophilus influenzae (Hib). En el caso Regional de Vacunas (SIREVA), patro- otro para H. influenzae y N. meningitidisde la meningitis, 95% de los casos en cinado por la Agencia Canadiense de (Instituto de Salud Carlos III, Majada-niños menores de 2 años estaba aso- Desarrollo International (CIDA) y la honda, España). El segundo nivel estáciado con tres organismos: Hib, Neisse- OPS, es el primer programa interna- constituido por dos centros de referen-ria meningitidis y S. pneumoniae (4). Con cional de vigilancia prospectiva en cia subregionales: el Sector de Bacteriasla aplicación de las nuevas vacunas países en vías de desarrollo (10). A Piogénicas y Toxigénicas, Sección decontra S. pneumoniae y, sobre todo, partir de 1997, la vigilancia se extendió Bacteriología del Instituto Adolfo Lutzcontra Hib, el papel de N. meningitidis a H. influenzae y en el año 2000 a N. me- (IAL), de São Paulo, Brasil, y el Grupoen los procesos invasivos ha aumen- ningitidis, con 19 países latinoamerica- de Microbiología del Instituto Nacionaltado proporcionalmente (5, 6). La lla- nos participantes en el proyecto y un de Salud, de Bogotá, Colombia. La redmada “era de las vacunas” ha abierto centro en el Caribe. En 2004, SIREVA cuenta, además, con 20 centros nacio-nuevas vías y expectativas para la pre- inició una nueva etapa denominada nales de referencia en los países miem-vención y el control de la neumonía y Sistema de Redes de Vigilancia de los bros de SIREVA II: Argentina, Bolivia,la meningitis, con buenas perspectivas Agentes Bacterianos Responsables de Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica,de reducir la morbimortalidad en los Neumonía y Meningitis (SIREVA II). Cuba, Ecuador, El Salvador, Guate-niños menores de 5 años (7–9). El inicio del proceso de aplicación mala, Honduras, México (dos centros), La alta morbimortalidad asociada de la vacuna antineumocócica en Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú,con estos tres patógenos se agrava por América Latina y el aumento en la pre- República Dominicana, Uruguay y Ve-la aparición de nuevos patrones de re- valencia de serotipos no vacunales de nezuela, y el Centro Epidemiológicosistencia a los antibióticos de primera S. pneumoniae descritos en los Estados del Caribe (Caribbean Epidemiologyelección, lo que dificulta cada vez más Unidos de América después de la in- Center, CAREC)5, que componen el ter-el tratamiento empírico de los casos troducción de la vacuna conjugada cer nivel. El cuarto nivel está formadode neumonía y meningitis, principal- heptavalente (19–21), impone nuevos e por 453 centros centinelas que aislaronmente los causados por S. pneumoniae impostergables retos. Entre ellos, crece más de 10 cepas al año durante el pe-(10–13). la necesidad de hacer un análisis de ríodo 2000–2005. Está demostrado que la distribución las infecciones invasivas causadas porde los serotipos de S. pneumoniae varía H. influenzae en los países que incorpo- Aislamientosen función de las áreas geográficas (14) raron la vacuna anti-Hib en sus pro-y que existen diferencias substanciales gramas nacionales de inmunización El análisis contempló las cepas deentre los grupos de edad (15). El nivel (22) y de evaluar la gravedad de la en- S. pneumoniae, H. influenzae y N. menin-de vida también influye en las tasas de fermedad meningocócica.prevalencia, por lo que el impacto de En el presente artículo se utilizan los 5 CAREC, ubicado en Trinidad y Tobago, reunió lasestas enfermedades es mayor en los datos crudos por países publicados cepas aisladas en Barbados, Jamaica, San Vicente ypaíses en vías de desarrollo (16). previamente (18) para analizar las ca- las Granadinas, y Trinidad y Tobago.2 Rev Panam Salud Publica/Pan Am J Public Health 24(1), 2008
  3. 3. Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el Caribe Investigación originalgitidis aisladas entre 2000 y 2005 de la prueba de porfirinas (25). Los sero- subregionales realizaron la evaluacióncasos de neumonía, meningitis, sepsis, tipos se determinaron mediante el mé- externa del desempeño a los laborato-bacteriemias y otros procesos invasi- todo de aglutinación en lámina con rios de sus países y de los centros devos tales como peritonitis o artritis, antisueros polivalentes y monovalen- referencia nacional de los 18 paísessegún los criterios clínicos de la OMS tes (Difco) contra seis serotipos (del a restantes. En ambos niveles se evalua-(23), que contaran con los datos de al f) (25). ron las pruebas confirmatorias deedad del paciente, país de origen, La producción de la betalactamasa identificación, serotipificación y sus-diagnóstico y tipo de muestra. se determinó por el método cromogé- ceptibilidad a antibióticos por difusión nico con discos de cefinasa (Difco o en disco, los valores de CIM y la inter- BBL, Estados Unidos) (25). pretación de los resultados.Streptococcus pneumoniae Todas las cepas se aislaron de flui- Neisseria meningitidis RESULTADOSdos corporales normalmente estériles.En toda la red de laboratorios de Para el aislamiento, identificación y Streptococcus pneumoniaeSIREVA II se aplicó un mismo proto- determinación de los serogrupos se si-colo para la identificación y la serotipi- guieron las técnicas recomendadas por Entre el 1 de enero de 2000 y el 31ficación de esta especie, basado en pro- Popovic y colaboradores (29), adapta- de diciembre de 2005 se aislaroncedimientos operativos estándares das por el IAL (30), con antisueros po- 17 303 cepas en 19 países y CARECrecomendados por el NCS (24, 25). Las liclonales de oca o de caballo. La deter- (cuadro 1), de las cuales 9 963 (57,6%)técnicas para determinar el serotipo minación de los serogrupos se realizó procedían de niños menores de 6 años,capsular se basaron en la reacción de por el método de aglutinación en lá- 1 683 (9,7%) de niños de 6 a 14 años,Quellung, con el uso de antisueros mina, con antisueros polivalentes y 3 913 (22,6%) de personas de 15 a 60procedentes de Statens Serum Institut, monovalentes (Difco) (25, 29) o con an- años y 1 744 (10,1%) de mayores de 60de Dinamarca (25, 26). tisueros polivalentes de caballo o de años. La distribución de los aislamien- La susceptibilidad a la penicilina se cabra dirigidos contra los serogrupos tos de S. pneumoniae por diagnósticodeterminó por el método de difusión A, B, C, W135, 29E, X, Y y Z (31). clínico y grupo de edad se presenta enen disco de Kirby Bauer, mediante una Se determinó la CIM a la penicilina el cuadro 2. Las fuentes de los aisla-prueba de tamizaje con discos que y la rifampicina mediante la técnica de mientos fueron hemocultivos (47,0%),contenían 1 µg de oxacilina. A las dilución seriada en agar sangre de cor- líquido cefalorraquídeo (LCR) (37,1%)cepas con sensibilidad disminuida se dero, según las recomendaciones del y otros fluidos corporales normal-les determinó la concentración inhibi- Grupo MENSURA (32). Se consideró mente estériles (15,9%).toria mínima (CIM) de penicilina me- que una cepa era sensible a la penici- Se contó con la información sobrediante la técnica de microdilución se- lina cuando la CIM ≤ 0,06 µg/mL, de los serotipos de 15 953 (92,2%) de losriada en caldo o en agar (27). Las resistencia media si la CIM era de aislamientos. Los 13 serotipos más fre-pruebas de susceptibilidad antimicro- 0,125-1,0 µg/mL y resistente si la CIM cuentes (14, 6B, 1, 5, 18C, 19F, 23F, 6A,biana se realizaron e interpretaron de ≥ 2,0. Para la rifampicina, las cepas con 19A, 7F, 9V, 3 y 4) representaron enacuerdo con las recomendaciones del CIM ≤ 1,0 µg/mL se consideraron sen- conjunto 85,9% de los aislamientos enInstituto de Estándares Clínicos y de sibles, de resistencia media si la CIM el grupo de niños menores de 6 añosLaboratorio (27, 28). Se consideró que era de 2 µg/mL y resistentes si la CIM (cuadro 3). El serotipo 14 se encontróuna cepa era sensible a la penicilina ≥ 4,0 µg/mL (32). con mayor frecuencia en los niños me-cuando la CIM ≤ 0,06 µg/mL, de resis- nores de 6 años (29,1%) que en el restotencia media si la CIM era de 0,125 µg/ de los grupos de edad. En los paísesmL–1,00 µg/mL y resistente si la Sistema de gestión de la calidad cubiertos por CAREC no se identifi-CIM ≥ 2,00 µg/mL. Se utilizó la cepa caron aislamientos de los serotipos 1 yS. pneumoniae ATCC 49619 como refe- La calidad de los resultados emiti- 5, mientras que el serotipo 23F repre-rencia (27, 28). dos por la red fue validada mediante sentó 11,8% de los aislamientos en niños un extenso programa internacional de menores de 6 años. evaluación externa del desempeño, co- Las pruebas de tamizaje con oxaci-Haemophilus influenzae ordinado por los centros regionales. El lina se realizaron a 16 550 aislamien- modelo inicialmente desarrollado para tos, de los cuales 70,9% resultaron sus- Se confirmaron todos los aislamien- S. pneumoniae, previa estandarización ceptibles a la penicilina. En el grupotos mediante la tinción de Gram, la metodológica y capacitación del perso- de niños menores de 6 años, 63,3%morfología típica de las colonias en nal de los laboratorios participantes, se de los aislamientos eran sensibles a laagar chocolate, la prueba de requeri- aplicó también al diagnóstico y la ca- penicilina, 21,3% eran de resistenciamiento de factores V y X con tiras im- racterización de H. influenzae y N. me- media y 15,4% resultaron resistentespregnadas (Difco, Estados Unidos) y ningitidis (33). A su vez, los dos centros (cuadro 4).Rev Panam Salud Publica/Pan Am J Public Health 24(1), 2008 3
  4. 4. Investigación original Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el Caribe CUADRO 1. Aislamientos de Streptococcus pneumoniae por país/CARECa y grupo de edad. SIREVA II,a 2000–2005 Grupo de edad (años) País/CAREC <6 6–14 15–60 > 60 Total Argentina 936 124 127 90 1 277 Bolivia 151 NDb ND ND 151 Brasil 1 974 518 1 389 288 4 169 Chile 2 003 284 1 259 636 4 182 Colombia 647 156 426 167 1 396 Costa Rica 178 3 32 9 222 Cuba 842 57 82 302 1 283 Ecuador 55 4 1 ND 60 El Salvador 72 7 5 4 88 Guatemala 247 ND ND ND 247 Honduras 15 27 21 2 65 México 571 153 212 103 1 039 Nicaragua 39 2 10 4 55 Panamá 101 14 54 20 189 Paraguay 477 69 86 35 667 Perú 143 23 6 ND 172 República Dominicana 415 57 15 ND 487 Uruguay 575 114 132 63 884 Venezuela 407 42 33 10 492 CAREC 115 29 23 11 178 Total 9 963 (57,6%) 1 683 (9,7%) 3 913 (22,6%) 1 744 (10,1%) 17 303 a CAREC: Caribbean Epidemiology Center, que estudió las Cepas aisladas en Barbados, Jamaica, San Vicente y las Granadinas, y Trinidad y Tobago. SIREVA II: Sistema de Redes de Vigilancia de los Agentes Bacterianos Responsables de Neumonía y Meningitis. b ND: no se tomaron datos. Bolivia y Guatemala limitaron la vigilancia a los niños menores de 6 años. Ecuador, Perú y República Dominicana no investigaron los casos mayores de 60 años. CUADRO 2. Aislamientos de Streptococcus pneumoniae por diagnóstico clínico y grupo de edad. SIREVA II,a 2000–2005 Frecuencia (%) Grupo de edad (años) Diagnóstico clínico <6 6–14 15–60 > 60 Total Neumonía 3 555 (35,7) 514 (30,5) 850 (21,7) 556 (31,9) 5 475 (31,6) Meningitis 3 631 (36,4) 749 (44,5) 1 799 (46,0) 574 (32,9) 6 753 (39,0) Sepsis/bacteriemia 2 042 (20,5) 259 (15,4) 978 (25,0) 504 (28,9) 3 783 (21,9) Otros procesos invasivos 735 (7,4) 161 (9,6) 286 (7,3) 110 (6,3) 1 292 (7,5) Total 9 963 1 683 3 913 1 744 17 303 a SIREVA II: Sistema de Redes de Vigilancia de los Agentes Bacterianos Responsables de Neumonía y Meningitis.Haemophilus influenzae Se procesaron 2 159 cepas (77,6% del La distribución de los serotipos de total). El serotipo b fue el más fre- los aislamientos y su clasificación Durante el período del estudio se cuente (65,6%) en la población estu- según su producción de betalactamasaaislaron 2 782 cepas en 19 países y diada (cuadro 7), especialmente en los se presentan en el cuadro 7.CAREC (cuadro 5), de las cuales 1 783 niños (72,2%). Las cepas no serotipa-(64,1%) procedían de niños menores de bles representaron 24,7% de los aisla-2 años, 740 (26,6%) de niños de 2 a 14 mientos totales, de ellos 19,2% corres- Neisseria meningitidisaños, y 259 (9,3%) de personas mayores pondían a niños menores de 2 años,de 14 años. La distribución de los aisla- 18,9% a niños de 2 a 14 años y 56,0% a Se aislaron 6 955 cepas con informa-mientos de H. influenzae por diagnós- pacientes de más de 14 años. En el ción clínica y epidemiológica com-tico clínico y grupo de edad se presenta grupo de niños menores de 2 años, el pleta; de ellas 1 349 (19,4%) procedíanen el cuadro 6. Las fuentes de los aisla- número de aislamientos de Hib pasó de niños menores de 1 año, 2 356mientos fueron el LCR (55,1%), hemo- de representar el 85,0% (323 aislamien- (33,9%) de niños de 1 a 5 años y 1 561cultivos (36,7%) y otros fluidos corpo- tos) en el año 2000 a 51,0% (77 aisla- (22,4%) de 6–14 años (cuadro 8). Larales normalmente estériles (8,2%). mientos) en 2005 (figura 1). distribución de los aislamientos de4 Rev Panam Salud Publica/Pan Am J Public Health 24(1), 2008
  5. 5. Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el Caribe Investigación original CUADRO 3. Distribución porcentual de los 13 serotipos más frecuentes de Strep- tencia media y 0,2% se clasificaron tococcus pneumoniae por grupo de edad. SIREVA II,a 2000–2005 como resistentes (cuadro 11). Grupo de edad (años) <6 6–14 15–60 > 60 DISCUSIÓN Serotipo (n = 9 379) (n = 1 600) (n = 3 406) (n = 1 568) 1 7,5 16,9 6,9 6,4 Streptococcus pneumoniae 3 2,0 3,6 7,3 8,9 4 1,5 2,6 3,0 3,7 Este análisis se enfocó en los proce- 5 6,9 8,2 4,7 3,7 6A 3,8 5,0 4,1 3,3 sos invasivos que afectaban principal- 6B 9,3 5,6 4,4 5,7 mente al grupo de niños menores de 7F 3,1 2,2 5,5 6,3 6 años, cuya morbimortalidad ha sido 9V 2,8 3,2 2,9 3,5 ampliamente documentada (1–14). 14 29,1 10,0 8,9 10,7 Este grupo de edad, por su vulnerabi- 18C 5,8 6,1 3,4 5,2 19A 3,6 3,0 2,8 3,2 lidad y su baja capacidad de respuesta 19F 5,8 5,4 5,5 7,0 inmunológica, constituye la población 23F 4,7 5,1 5,5 3,9 diana de las diferentes vacunas conju- Otros serotipos 14,1 23,1 35,1 28,5 gadas disponibles o por desarrollar a SIREVA II: Sistema de Redes de Vigilancia de los Agentes Bacterianos Responsables de Neumonía y Meningitis. (17, 34, 35). Tal como se recomienda en el ma- nual de procedimientos operativos de la red de laboratorios de SIREVA (25), la mayoría de los aislamientos prove-N. meningitidis por diagnóstico clínico La susceptibilidad a la penicilina se nían de hemocultivos (47,0%) de pa-y grupo de edad se muestra en el cua- determinó en los laboratorios de Argen- cientes con neumonía, meningitis, sep-dro 9. Las fuentes de los aislamientos tina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, sis o bacteriemias.fueron el LCR (78,7%), los hemoculti- Cuba, Ecuador, México, Nicaragua, Pa- En 2000 se introdujo la vacuna con-vos (19,9%) y otros fluidos corporales raguay, República Dominicana y Uru- jugada heptavalente antineumocócicanormalmente estériles (1,4%). guay, mientras que la susceptibilidad a en los Estados Unidos para la inmuni- Se logró determinar el serogrupo de la rifampicina se estableció en Argen- zación de todos los niños menores de99,3% de los 6 955 aislamientos. Los se- tina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, 24 meses (36). Esta vacuna cubría entrerogrupos más frecuentes fueron el B Cuba, Ecuador, México, Paraguay, Uru- 80,0% y 97,7% de los serotipos aislados(69,0%) y el C (25,7%), seguidos de los guay y Venezuela. De las cepas estudia- de casos de procesos invasivos en eseserogrupos Y (2,4%) y W135 (2,3%). das, 65,7% resultaron sensibles a la pe- país (37–40). Estos serotipos corres-Veintitrés aislamientos (0,4%) no per- nicilina, 34,1% presentaron resistencia ponden, además, a la mayoría de lostenecían a ninguno de los serogrupos media y 0,2% eran resistentes (cuadro aislamientos de neumococos obteni-estudiados y se clasificaron como no 11). En cuanto a la rifampicina, 99,2% dos de niños en Europa (41, 42) y Asia,agrupables (cuadro 10). resultaron sensibles, 0,6% tenían resis- aunque en proporciones menores (43)CUADRO 4. Aislamientos de Streptococcus pneumoniae y frecuencia relativa (%) del tipo de susceptibilidad a la penicilinaa por año y grupode edad. SIREVA II,b 2000–2005 Grupo de edad (años) <6 6–14 15–60 > 60 TotalAño nc Sd Md Rd n S M R n S M R n S M R n S M R2000 1 561 66,5 19,2 14,3 223 79,8 12,6 7,6 461 83,5 9,8 6,7 222 81,0 12,2 6,8 2 467 72,2 16,2 11,62001 1 610 62,3 21,7 16,0 239 76,6 14,2 9,2 586 82,5 10,2 7,3 240 83,3 8,8 7,9 2 675 69,9 17,3 12,82002 1 578 61,0 21,9 17,1 262 80,2 9,5 10,3 606 80,2 11,4 8,4 264 76,9 12,9 10,2 2 710 68,7 17,5 13,82003 1 652 63,9 19,9 16,2 248 79,0 13,4 7,6 723 82,4 10,4 7,2 280 82,5 8,2 9,3 2 903 71,6 15,8 12,62004 1 653 66,0 22,2 11,8 296 77,7 13,9 8,4 774 82,7 12,8 4,5 302 85,1 9,9 5,0 3 025 73,3 17,8 8,92005 1 543 59,7 23,1 17,2 285 76,1 13,7 10,2 605 83,7 10,7 5,6 337 85,5 9,2 5,3 2 770 69,7 17,8 12,5Total 9 597 63,3 21,3 15,4 1 553 78,1 12,9 9,0 3 755 82,5 11,0 6,5 1 645 82,6 10,1 7,3 16 550 70,9 17,1 12,0a Según la concentración inhibitoria mínima (CIM) en la prueba de sensibilidad antimicrobiana en discos.b SIREVA II: Sistema de Redes de Vigilancia de los Agentes Bacterianos Responsables de Neumonía y Meningitis.c n: número de aislamientos evaluados.d Tipo de susceptibilidad: S: susceptible (CIM ≤ 0,6 µg/mL); M: resistencia media (CIM de 0,125 a 1,0 µg/mL); R: alta resistencia (CIM ≥ 2,0 µg/mL) (27).Rev Panam Salud Publica/Pan Am J Public Health 24(1), 2008 5
  6. 6. Investigación original Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el CaribeCUADRO 5. Aislamientos de Haemophilus influenzae por país/CAREC a y grupo de edad. y con diferencias importantes entre losSIREVA II,a 2000–2005 países de una misma región (41). Sin embargo, la distribución de los seroti- Grupo de edad (años) pos aislados en América Latina (cua- País/CAREC <2 2–14 > 14 Total dro 3) difiere substancialmente de laArgentina 102 25 15 142 observada en los Estados Unidos yBolivia 75 9 0 84 Canadá, donde los serotipos 1 y 5 sonBrasil 293 214 85 592 poco frecuentes y el 23F es el predomi-Chile 257 162 90 509 nante (19, 20, 44, 45).Colombia 119 46 31 196 En este contexto, el desarrollo deCosta Rica 19 18 5 42Cuba 68 32 0 100 nuevas vacunas conjugadas antineu-Ecuador 56 7 0 63 mocócicas con coberturas más amplias,El Salvador 37 3 0 40 tales como las vacunas nonavalente,Guatemala 163 17 0 180 decavalente y tridecavalente, abreHonduras 3 2 2 7México 24 8 2 34 perspectivas interesantes para los paí-Nicaragua 3 6 0 9 ses y regiones donde la distribución dePanamá 38 14 14 66 los serotipos de neumococos responsa-Paraguay 87 44 10 141 bles de procesos invasivos es diferentePerú 107 27 0 134 a la de los Estados Unidos (46).República Dominicana 160 48 0 208Uruguay 38 12 4 54 En el presente estudio, el serotipo 14Venezuela 118 23 1 142 fue el más frecuentemente aislado enCAREC 16 23 0 39 todos los grupos de edad (cuadro 3),Total 1 783 (64,1%) 740 (26,6%) 259 (9,3%) 2 782 especialmente en niños menores de 6a CAREC: Caribbean Epidemiology Center, que estudió las Cepas aisladas en Barbados, Jamaica, San Vicente y las Grana- años, donde su frecuencia fue casi tres dinas, y Trinidad y Tobago. SIREVA II: Sistema de Redes de Vigilancia de los Agentes Bacterianos Responsables de Neu- veces mayor que la observada en el monía y Meningitis. resto de los grupos de edad. Otros au- tores han informado que el serotipo 14 es el más frecuente en los niños debidoCUADRO 6. Aislamientos de Haemophilus influenzae por diagnóstico clínico y grupo de al menor grado de madurez de su sis-edad. SIREVA II,a 2000–2005 tema inmunitario y a la menor inmu- Frecuencia (%) nogenicidad de este serotipo (47). Grupo de edad (años) En el período 2000–2005, los 13 se- Diagnóstico clínico <2 2–14 > 14 Total rotipos más frecuentemente aislados correspondieron a los contenidos en laNeumonía 315 (17,7) 128 (17,3) 60 (23,2) 503 (18,1) formulación de la vacuna conjugadaMeningitis 1 081 (60,6) 398 (53,8) 94 (36,3) 1 573 (56,6) tridecavalente y en su conjunto repre-Sepsis/bacteriemia 334 (18,7) 172 (23,2) 96 (37,1) 602 (21,6) sentaron 85,9% de los aislamientos enOtros procesos invasivos 53 (3,0) 42 (5,7) 9 (3,4) 104 (3,7)Total 1 783 740 259 2 782 niños menores de 6 años (cuadro 3). Este resultado confirma lo encontradoa SIREVA II: Sistema de Redes de Vigilancia de los Agentes Bacterianos Responsables de Neumonía y Meningitis. en un estudio realizado entre 1994 y 1999 (10). La estabilidad observada en América Latina y el Caribe en los últi- CUADRO 7. Aislamientos de Haemophilus influenzae por serotipo y pro- mos 11 años en cuanto a los serotipos ducción de betalactamasa. SIREVA II,a 2000–2005 circulantes podría explicarse por el li- mitado uso de vacunas conjugadas, lo Frecuencia (%) que reduce la posibilidad de cambios No. de Betalactamasa Betalactamasa en las cepas aisladas tanto de portado- Serotipo aislamientos positivo negativo res nasofaríngeos como de procesos b 1 417 (65,6) 246 (17,4) 1 171 (82,6) invasivos. Cambios de este tipo han a 131 (6,1) 5 (3,8) 126 (96,2) ocurrido en Massachusetts y Alaska, c 8 (0,4) 0 (0,0) 8 (100,0) donde la vacuna conjugada se ha apli- d 17 (0,8) 1 (5,9) 16 (94,1) cado y se aplica sistemáticamente a los e 17 (0,8) 1 (5,9) 16 (94,1) f 35 (1,6) 2 (5,7) 33 (94,3) niños (19, 20). Desde una óptica po- No serotipable 534 (24,7) 78 (14,6) 456 (85,4) sitiva, se debe resaltar que esta estabi- Total 2 159 (100,0) 333 (15,4) 1 826 (84,6) lidad general facilita la vigilancia y a SIREVA II: Sistema de Redes de Vigilancia de los Agentes Bacterianos Responsables de Neumonía la detección precoz de una posible y Meningitis. emergencia de serotipos inusuales en6 Rev Panam Salud Publica/Pan Am J Public Health 24(1), 2008
  7. 7. Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el Caribe Investigación originalFIGURA 1. Distribución de los aislamientos de Haemophilus influenzae por serotipo, grupo América Latina y el Caribe, así comode edad y año. SIREVA II,a 2000–2005 de cambios en la distribución de los mismos (10).A. Grupo de menores de 2 años (n = 1 783 aislamientos) Si bien la distribución de los seroti- pos de S. pneumoniae es estable en toda 100 Año América Latina, no es homogénea 2000 2002 2004 entre los países. Estudios previos, 80 2001 2003 2005 tanto en esta subregión (10, 11, 15, 17, 18, 46) como en algunos países especí- ficos como Argentina, Brasil, Chile, 60 Colombia, México y Uruguay (48–50),% han demostrado la alta heterogenei- 40 dad en la distribución geográfica de los serotipos de este patógeno. Esta he- terogeneidad entre países, confirmada 20 por la OPS en el Informe Regional de SIREVA II (18), dificulta la aplicación 0 de esquemas comunes de vacunación. b a c d e f NSb Las notables diferencias observadas Serotipo entre los países latinoamericanos y Es- tados Unidos y Canadá tienen implica-B. Grupo de 2 a 14 años (n = 740 aislamientos) ciones importantes para la cobertura 100 Año de las diferentes vacunas conjugadas antineumocócicas según los serotipos 2000 2002 2004 circulantes (10). Por ejemplo, aunque 80 2001 2003 2005 la vacuna heptavalente (serotipos 4, 6B, 9V, 14, 18C, 19F y 23F) cubre entre 60 80,0% y 97,7% de los casos que se pro- ducen en niños menores de 6 años en% los Estados Unidos (34-37), cubriría so- 40 lamente 59,0% (de 41,0% a 77,4%) de los casos en ese grupo de edad en 20 América Latina y el Caribe, según los resultados expuestos en el cuadro 3. Si se agregaran a la formulación los sero- 0 tipos 1 y 5 —presentes en la vacuna b a c d e f NSb nonavalente—, aislados en 7,5% y Serotipo 6,9%, respectivamente, en los casos deC. Grupo de mayores de 14 años (n = 259 aislamientos) niños menores de 6 años en América Latina, la cobertura de esta vacuna po- 100 Año dría llegar a 73,4% (de 51,3% a 79,7%). 2000 2002 2004 La introducción de la vacuna conju- 80 2001 2003 gada decavalente, que contiene ade- 2005 más el serotipo 7F, elevaría la cober- tura a 76,5% (de 51,3% a 84,1%). La 60 cobertura se elevaría hasta 85,9% (de 59,0% a 94,1%) si se aplicara la vacuna% 40 tridecavalente, que añade los serotipos 3, 6A y 19A, encontrados en 2,0%, 3,8% y 3,6% de los casos en niños en los paí- 20 ses estudiados, respectivamente. Estos resultados se deben tomar con mucha cautela debido a la gran hetero- 0 b a c d e f NSb geneidad observada en la distribución Serotipo de los serotipos entre los diferentesa SIREVA II: Sistema de Redes de Vigilancia de los Agentes Bacterianos Responsables de Neumonía y Meningitis. países (10, 11, 15, 17, 18, 46) y por elb NS: no serotipable. riesgo de que la aplicación de las vacu-Rev Panam Salud Publica/Pan Am J Public Health 24(1), 2008 7
  8. 8. Investigación original Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el CaribeCUADRO 8. Aislamientos de Neisseria meningitidis por país/CAREC a y grupo de edad. seminación de clones resistentes a laSIREVA II,a 2000–2005 penicilina en esta subregión. Al igual que ocurre con la distribu- Grupo de edad (años) ción de los serotipos por países, se en-País/CAREC <1 1–5 6–14 15–20 > 20 Total contraron diferencias notables enArgentina 161 247 128 16 41 593 cuanto a los patrones de resistencia deBolivia 1 2 0 0 0 3 S. pneumoniae a la penicilina, con valo-Brasil 707 1 379 982 416 663 4 147 res de resistencia extremos que vanChile 286 468 266 64 201 1 285 desde 5,9% en Panamá (con solo 101Colombia 46 39 36 11 35 167 aislamientos) hasta 35,9% en MéxicoCosta Rica 11 12 6 21 42 92Cuba 4 13 10 3 8 38 (18). Ante estas evidencias y tomandoEcuador 2 1 6 5 7 21 en cuenta que existen datos nacionalesEl Salvador 2 0 0 1 0 3 específicos, se recomienda mantener laGuatemala NDb ND ND ND ND ND vigilancia de los serotipos circulantesHonduras 1 1 1 1 0 4México 8 22 9 9 14 62 y de la susceptibilidad de sus aisla-Nicaragua 7 10 16 1 6 40 mientos a los antibióticos de primeraPanamá 4 3 7 5 3 22 línea. Esto puede contribuir a orientarParaguay 4 3 2 8 3 20 en la formulación de vacunas conjuga-Perú 3 4 3 4 5 19 das adaptadas a la situación particularRepública Dominicana 11 21 25 1 2 60 de América Latina y el Caribe y, en laUruguay 80 106 48 17 47 298 medida de lo posible, a cada país enVenezuela 9 20 13 7 14 63 particular.CARECa 2 5 3 6 2 18Total 1 349 2 356 1 561 596 1 093 6 955 (19,4%) (33,9%) (22,4%) (8,6%) (15,7%) Haemophilus influenzaea CAREC: Caribbean Epidemiology Center, que estudió las Cepas aisladas en Barbados, Jamaica, San Vicente y las Grana- dinas, y Trinidad y Tobago. SIREVA II: Sistema de Redes de Vigilancia de los Agentes Bacterianos Responsables de Neumonía y Meningitis. Este microorganismo puede expre-b ND: no se tomaron datos. sar uno de seis polisacáridos capsula- res (a, b, c, d, e y f), pero la mayoría de los procesos invasivos se deben al sero- tipo b, lo que impulsó y facilitó el desa- rrollo y la aplicación de vacunas conju-nas conjugadas provoquen variaciones entre los Estados Unidos y las islas ca- gadas contra Hib en el mundo (56). Enen los serotipos dominantes (19–21). ribeñas podrían explicar esta simili- los países donde la vacuna conjugadaPor tanto, la cobertura potencial de las tud, por lo que se recomendaría hacer se incorporó a los programas naciona-diferentes vacunas debe analizarse estudios de portadores para confirmar les de inmunización se produjo unapaís por país (18). esta tendencia. marcada disminución de los procesos Cabe resaltar que el CAREC no in- Con respecto a la susceptibilidad a invasivos causados por Hib (56, 57). Seformó aislamientos de los serotipos los antibióticos de los aislamientos de ha documentado ampliamente la re-1 y 5, lo que coincide con lo observado S. pneumoniae, la sensibilidad a la peni- ducción de los portadores nasofarín-en Trinidad en 2005 (51). CAREC en- cilina de 63,3% de los aislamientos en geos tras la aplicación masiva de la va-contró, sin embargo, una mayor fre- el grupo de niños menores de 6 años cuna y la consecuente reducción de lascuencia relativa del serotipo 23F (cuadro 4) resultó menor que la infor- enfermedades causadas por Hib, en(11,8%) en niños menores de 6 años mada (71,4%) por un estudio realizado particular la meningitis (56, 58, 59). Di-que la observada en el conjunto de la en 1994–1999 (10). Entre los períodos versos autores han demostrado la posi-población de ese grupo de edad en los de 1994 a 1999 y de 2000 a 2005, la sen- tiva relación costo-efectividad de lapaíses estudiados (4,7%). Esta obser- sibilidad disminuida a la penicilina aplicación de esta vacuna en Colombiavación podría indicar que la epide- (suma de la resistencia media y de la a partir de 2002 (60–62).miología de los países atendidos por alta resistencia) pasó de 29,6% a 36,7% De los países latinoamericanos,el CAREC se asemeja más a la de y la alta resistencia de 11,3% a 15,4%. Uruguay fue el primero en incluir laAmérica del Norte que a la de Amé- Esta disminución general de la sensibi- vacuna contra Hib en su esquema na-rica Latina. De hecho, el CAREC re- lidad de las cepas a la penicilina coin- cional (1994). Todos los países partici-presenta el grupo de países donde la cide con la tendencia mundial (52–55) pantes en el presente estudio (cuadrocobertura potencial de la vacuna hep- y lo observado desde 1999 en diversos 5) habían incluido esta vacuna en sustavalente sería el más alto de todos los países latinoamericanos, como Brasil, programas nacionales de inmuniza-países estudiados (77,4%). Los múlti- Chile, Colombia, México y Uruguay ción antes de 2005 (excepto Guate-ples intercambios socioeconómicos (12, 48–50). Esto podría deberse a la di- mala que la introdujo en 2006), con8 Rev Panam Salud Publica/Pan Am J Public Health 24(1), 2008
  9. 9. Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el Caribe Investigación original CUADRO 9. Aislamientos de Neisseria meningitidis por diagnóstico clínico y grupo de edad. SIREVA II,a 2000–2005 Frecuencia (%) Grupo de edad (años) Diagnóstico clínico <1 1–5 6–14 15–20 > 20 Total Neumonía 0 (0,0) 0 (0,0) 0 (0,0) 0 (0,0) 1 (0,1) 1 (0,0) Meningitis 1 079 (80,0) 1 913 (81,2) 1 308 (83,8) 525 (88,1) 921 (84,3) 5 746 (82,6) Sepsis/bacteriemia 255 (18,9) 420 (17,8) 231 (14,8) 64 (10,7) 152 (13,9) 1 122 (16,1) Otros procesos invasivos 15 (1,1) 23 (1,0) 22 (1,4) 7 (1,2) 19 (1,7) 86 (1,3) Total 1 349 2 356 1 561 596 1 093 6 955 a SIREVA II: Sistema de Redes de Vigilancia de los Agentes Bacterianos Responsables de Neumonía y Meningitis. CUADRO 10. Aislamientos de Neisseria meningitidis por serogrupo y grupo de edad. SIREVA II,a 2000–2005 Frecuencia (%) Grupo de edad (años) Serogrupo <1 1–5 6–14 15–20 > 20 Total A 0 (0,0) 0 (0,0) 0 (0,0) 1 (0,2)b 0 (0,0) 1 (0,0) B 962 (71,9) 1 611 (68,6) 1 103 (71,0) 394 (66,7) 696 (64,6) 4 766 (69,0) C 300 (22,4) 642 (27,3) 400 (25,7) 158 (26,7) 277 (25,7) 1 777 (25,7) Y 32 (2,4) 35 (1,5) 20 (1,3) 20 (3,4) 58 (5,4) 165 (2,4) W135 38 (2,8) 49 (2,1) 18 (1,2) 17 (2,8) 38 (3,5) 160 (2,3) Otrosc 0 (0,0) 4 (0,2) 8 (0,5) 1 (0,2) 3 (0,3) 16 (0,2) No agrupable 7 (0,5) 7 (0,3) 4 (0,3) 0 (0,0) 5 (0,5) 23 (0,4) Total 1 339 2 348 1 553 591 1 077 6 908 a SIREVA II: Sistema de Redes de Vigilancia de los Agentes Bacterianos Responsables de Neumonía y Meningitis. b Aislado en Costa Rica. c Serogrupos D (n = 1), X (n = 6), Z (n = 2) y no A, B, C, Y (n = 7).CUADRO 11. Perfiles de susceptibilidad a la penicilina y la rifampicina de los aislamientos de Neisseria meningitidis por grupo de edad.SIREVA II,a 2000–2005 Frecuencia de la susceptibilidad a antibióticosb (%) Grupode edad No. de Penicilina c No. de Rifampicina d (años) aislamientos Sensible Media Resistente aislamientos Sensible Media Resistente<1 772 462 (59,9) 309 (40,0) 1 (0,1) 721 721 (100,0) 0 (0,0) 0 (0,0)1a5 1 282 799 (62,3) 479 (37,4) 4 (0,3) 1 260 1 249 (99,1) 10 (0,8) 1 (0,1)6 a 14 811 545 (67,2) 264 (32,6) 2 (0,2) 784 774 (98,7) 8 (1,0) 2 (0,3)15 a 20 283 213 (75,3) 68 (24,0) 2 (0,7) 259 256 (98,8) 2 (0,8) 1 (0,4)> 20 600 444 (74,0) 156 (26,0) 0 (0,0) 574 569 (99,1) 3 (0,5) 2 (0,4)Total 3 748 2 463 (65,7) 1 276 (34,1) 9 (0,2) 3 598 3 569 (99,2) 23 (0,6) 6 (0,2)a SIREVA II: Sistema de Redes de Vigilancia de los Agentes Bacterianos Responsables de Neumonía y Meningitis.b Según la concentración inhibitoria mínima (CIM) en la prueba de sensibilidad antimicrobiana en discos.c Sensible: CIM ≤ 0,6 µg/mL; media: CIM de 0,125 a 1,0 µg/mL; resistente: CIM ≥ 2,0 µg/mL (27).d Sensible: CIM ≤ 1,0 µg/mL; media: CIM: 2,0 µg/mL; resistente: CIM ≥ 4,0 µg/mL (32).una cobertura general en América La- esta subregión. La mayoría de las tis bacterianas (64), proporción quetina y el Caribe de 90,0% en los niños cepas (56,6%) se aislaron de casos de disminuye conforme se aplica la va-menores de un año (63). meningitis (cuadro 6), por lo que la cuna conjugada (4–9). El número de cepas aisladas durante fuente principal de los aislamientos Si bien el serotipo b mantiene su pre-la presente investigación fue de 2 782 fue el LCR (55,1%). Estudios anteriores dominio en todos los grupos de edad(cuadro 5), lo que la convierte en el pri- han informado que Hib es responsable (figura 1), su frecuencia absoluta hamer estudio de gran envergadura en de 20% a 60% de los casos de meningi- disminuido en niños menores de 2Rev Panam Salud Publica/Pan Am J Public Health 24(1), 2008 9
  10. 10. Investigación original Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el Caribeaños. Estos resultados corroboran estu- circulantes, confirman la necesidad de dad (5, 89-92). No obstante, datos re-dios realizados en otros países (56, 58, mantener una vigilancia activa de H. cientes obtenidos durante brotes regis-59). El hecho de que la vacuna no fuera influenzae. La vigilancia no debe limi- trados en África indican que otros sero-incorporada de forma simultánea en tarse al serotipo b y debe permitir la grupos —entre ellos el X— puedentodos los países estudiados y que no se detección precoz de cambios epide- causar la enfermedad (90, 92). Las gran-hubiera implementado aún en Guate- miológicos provocados por la vacuna- des variaciones en la distribución geo-mala puede explicar que la declinación ción, tanto en la distribución de los se- gráfica y temporal de los serogruposno sea mayor. Sin embargo, estudios rotipos circulantes como en posibles predominantes (84, 92) obligan a man-realizados en Cuba, Colombia y Brasil variaciones en la expresión de los poli- tener una vigilancia constante para de-demuestran la elevada eficacia de esta sacáridos capsulares, como se ha ob- tectar posibles cambios epidemiológi-medida (9, 62, 65, 66). servado en las cepas no serotipables cos. Los serogrupos A, C, W135 y X se En esta “era de las vacunas” preo- aisladas de portadores asintomáticos encuentran con mayor frecuencia encupa más la presencia y el aumento de nasofaríngeos y procesos invasivos. El África; los serogrupos B y C, en Europa,aislamientos de serotipos no b en los seguimiento de estos cambios facilitará Oceanía y América Latina; los serogru-procesos invasivos investigados (fi- la evaluación del impacto de la vacu- pos A, B y C, en Asia; y los serogruposgura 1). Estos serotipos representan nación y ayudará a orientar una posi- B, C y Y, en América del Norte (84).31,4% de los aislamientos en la pobla- ble revisión de la formulación vacunal Las vacunas polisacarídicas conju-ción estudiada, además de los aisla- o de los esquemas de su aplicación. gadas disponibles actualmente en elmientos no serotipables (22,6% del mercado están dirigidas principal-total). Si bien es muy prematuro ha- mente contra el meningococo C, mien-blar sobre un eventual reemplazo del Neisseria meningitidis tras otras están asociadas con los sero-Hib por serotipos no representados en grupos A, Y y W135 (83, 87, 93–95). Ellas vacunas o variantes genéticas o fe- La gravedad de la meningitis, así Instituto Finlay, de Cuba, ha desarro-notípicas de ellos, se debe prestar aten- como su forma de transmisión, natura- llado una vacuna a base de proteínasción a este posible problema. A pesar leza fulminante y secuelas, hacen de de la membrana externa del serogrupodel éxito en la aplicación de la vacuna esta enfermedad un problema mun- B (83, 96, 97).conjugada contra Hib (56), publicacio- dial de salud pública (83, 84). Cada Al analizar estos resultados se debenes recientes han informado del au- año se notifican aproximadamente tener en cuenta que el presente estudiomento en la diversidad genética del 500 000 casos de meningitis en el no representa la situación exacta impe-Hib después de la introducción de la mundo, con 50 000 muertos y 60 000 rante en toda América Latina y el Ca-vacunación sistemática (67, 68). El au- pacientes con secuelas permanentes, ribe por no tener la base poblacionalmento en el número de aislamientos ya sea por casos endémicos o epide- suficiente para ello. De hecho, 60,0% decorrespondientes a serotipos distintos mias limitadas (85, 86). A estas cifras los aislamientos de N. meningitidis pro-del b en muestras tomadas de procesos se deben añadir los casos producidos vienen de Brasil, lo que constituye unainvasivos (23, 69-73), así como la emer- por grandes epidemias que aparecen representación excesiva de la situacióngencia de cepas no capsuladas que fe- cíclicamente en diversas zonas geográ- de un solo país que puede sesgar la in-notípicamente no son serotipables (74, ficas, especialmente en África (84). terpretación de los datos. Además,75) podrían indicar la conveniencia de La enfermedad meningocócica como se desprende del análisis del cua-utilizar estos serotipos y cepas en las afecta a personas de todos los grupos dro 8, la vigilancia epidemiológica esvacunas contra Hib. de edad, pero la incidencia es más alta muy heterogénea en los diferentes paí- La literatura internacional también en niños menores de 5 años y su ses: Guatemala no notificó datos, mien-informa de un incremento en la pro- mayor impacto negativo se observa en tras Bolivia, El Salvador y Hondurasducción de betalactamasa por H. influ- los niños de 3 a 12 meses de edad (83, informaron un número muy reducidoenzae (23, 76–79). Este mecanismo de 87). N. meningitidis representa la prin- de aislamientos. La falta de informa-resistencia no se limita al serotipo b, ya cipal causa de meningitis bacteriana y ción general en América Latina y elque también está presente en las cepas septicemia en niños y adolescentes Caribe —con la excepción de Brasil (89,no serotipables (80, 81). En el presente (83). La tasa de ataque y el riesgo de 98, 99) y Cuba (100)— y los estudiosestudio (cuadro 7) se encontraron más muerte son 20 veces mayores en niños puntuales no tan recientes de algunoscepas productoras de betalactamasa, que en adultos, aunque durante las países como Argentina, Chile y Méxicotanto del serotipo b (17,4%) como no epidemias se suele observar un au- (101-103) demuestran que la vigilanciacapsulares (14,6%), que el promedio mento en el número de casos en ado- epidemiológica de la meningitis no seencontrado en el mundo (76–82). lescentes y adultos jóvenes (83, 88, 89). realiza de forma sistemática en la ma- La presencia de serotipos diferentes De los 13 serogrupos de N. meningiti- yoría de los países de América Latina ydel b (71, 73) y de cepas no serotipables dis, definidos según la estructura poli- el Caribe, por lo que el subregistro deen los países latinoamericanos y caribe- sacarídica de la cápsula bacteriana, solo casos podría ser considerable.ños (18), así como la expresión de me- cinco (A, B, C, W135 y Y) se han aso- En este estudio, el grupo de edadcanismos de resistencia en las cepas ciado con casos clínicos de la enferme- más afectado por la enfermedad me-10 Rev Panam Salud Publica/Pan Am J Public Health 24(1), 2008
  11. 11. Gabastou et al. • Caracterización de aislamientos invasivos en América Latina y el Caribe Investigación originalningocócica fue el de niños de 1 a 5 sensibles a la penicilina, 34,1% mostra- ciones en América Latina y el Caribe yaños, al que correspondió 33,9% de los ron sensibilidad media y solo 0,2% re- constituye un modelo de vigilanciaaislamientos, seguido del grupo de 6 a sultaron resistentes (cuadro 11). En es- mediante redes internacionales, desde14 años, con 22,4% y el grupo de niños tudios realizados en Argentina y Cuba su inicio en 1994.menores de 1 año (19,4%) (cuadro 8). también se han encontrado cepas con Si bien en términos generales seEstos resultados confirman que, al sensibilidad disminuida a la penicilina puede afirmar que la distribución deigual que ocurre en otras regiones, los (100, 101). Por otra parte, 99,2% de los serotipos y cepas por edades y enfer-niños son el segmento de la población aislamientos resultaron sensibles a la medades corresponde a la esperada,más vulnerable en el grupo de países rifampicina (cuadro 11), por lo que algunos hallazgos poco usuales po-estudiados (83, 87). este antibiótico seguirá siendo el trata- drían deberse a limitaciones particula- El elevado número de aislamientos miento profiláctico de primera elec- res en la generación de la informaciónen el grupo de edad de 6 a 14 años ción para la meningitis. Sin embargo, en los países, a pesar del riguroso sis-constituye una diferencia notable con al igual que en otras regiones del tema de gestión de la calidad imple-respecto a la distribución informada mundo, se recomienda mantener la vi- mentado en esta red. Solo estudiosen Europa. De confirmarse esta ten- gilancia sobre la evolución de la sus- futuros podrán confirmar si la distri-dencia en investigaciones futuras, las ceptibilidad de las cepas de N. menin- bución regional encontrada es real-posibles intervenciones con vacunas gitidis a los antibióticos de primera mente específica o, por el contrario, losdeberían dirigirse también a este elección, tanto para el tratamiento datos arrastran un sesgo que habríagrupo de la población. como para la profilaxis. que corregir. Se comprobó que en América Latina Tomando en cuenta las fluctuacio- Ante la gran heterogeneidad en lay el Caribe circulan los cinco principa- nes cíclicas en las tasas de incidencia distribución de los serotipos de S. pneu-les serogrupos responsables de la en- (99) de esta enfermedad, la presencia moniae en los países estudiados —quefermedad meningocócica y el sero- de serogrupos patógenos y la detec- podría afectar a la cobertura de las va-grupo X (5, 90–92) y se confirmaron ción de cepas de sensibilidad dismi- cunas conjugadas antineumocócicas—,investigaciones anteriores (84) en el nuida a la penicilina en América La- se recomienda realizar un análisis paíssentido de que los serogrupos más fre- tina y el Caribe, se deben fortalecer por país, basado en estudios de lacuentes en América Latina son el B los mecanismos de caracterización de carga de la enfermedad por grupos po-(69,0% del total de aislamientos) y el C las cepas aisladas en procesos invasi- blacionales y análisis de la relación(25,7%), tal como se observa en el cua- vos y en portadores sanos. Se reco- costo-beneficio. Estos estudios debendro 10. Los serogrupos Y y W135 pre- mienda vigilar la carga de la enferme- ayudar a decidir el esquema de vacu-sentaron una frecuencia similar a la dad meningocócica en estos países nación más adecuado.encontrada en Europa (84), aunque de mediante técnicas fenotípicas (89) y Teniendo en cuenta el riesgo de queuna manera muy heterogénea en los moleculares (99, 107) que permitan la aplicación sistemática de las vacu-diversos países de la zona (19). Se hace hacer una caracterización detallada de nas genere un proceso de reemplazonecesario reforzar la vigilancia epide- las cepas circulantes. Esto permitirá de los serotipos circulantes por otrosmiológica para detectar oportuna- evaluar la dimensión real del pro- no representados en la vacuna, yamente posibles cambios en la distribu- blema y monitorear posibles cambios sean resistentes a los antibióticos o no,ción geográfica de los serogrupos. fenotípicos y genotípicos de las cepas se debe mantener y reforzar la vigilan- En la literatura internacional hay circulantes, además de contribuir a la cia epidemiológica y clínica de esteconsenso en el sentido de que N. me- formulación de vacunas antimeningo- patógeno después de introducir laningitidis no suele desarrollar resisten- cócicas adecuadas. vacunación.cia a los antibióticos (104). Si bien este Debido al alto nivel de virulencia de Para el seguimiento del proceso demicroorganismo se ha considerado N. meningitidis, su vigilancia debe implementación de nuevas vacunasdurante décadas como sensible a los constituir una prioridad estratégica de conjugadas en América Latina y el Ca-principales antibióticos (105), la sen- los sistemas de salud pública naciona- ribe se requiere una mayor integraciónsibilidad a la penicilina ha ido dismi- les y regional. entre los componentes epidemiológi-nuyendo desde su primera descrip- cos (carga de la enfermedad) y de la-ción en 1985 y se han diseminado boratorio (caracterización de las cepascepas de sensibilidad disminuida en CONCLUSIONES circulantes), con un enfoque de pro-muchos países (106). La sensibilidad yecto integrado de inmunización.disminuida de algunas cepas no se li- Por el tamaño de la muestra estu- En este contexto, y tomando enmita a la penicilina y se extiende a las diada —en particular de S. pneumoniae, cuenta que la reducción de la mortali-cefalosporinas (105) y a otras familias con 17 303 cepas— y los datos genera- dad infantil es uno de los Objetivos dede antibióticos como las quinolonas dos, este estudio representa una fuente Desarrollo del Milenio, la vigilancia y(101, 105). de información referencial para la el control de la neumonía y la menin- En el presente estudio se encontró toma de decisiones y el diseño de las gitis bacterianas prevenibles medianteque 65,7% de los aislamientos eran intervenciones contra estas tres infec- vacunas debe constituir un compro-Rev Panam Salud Publica/Pan Am J Public Health 24(1), 2008 11

×