Your SlideShare is downloading. ×
  • Like
Análisi de la ultima cena
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Now you can save presentations on your phone or tablet

Available for both IPhone and Android

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

Análisi de la ultima cena

  • 45,000 views
Published

 

Published in Education , Travel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
No Downloads

Views

Total Views
45,000
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0

Actions

Shares
Downloads
312
Comments
2
Likes
3

Embeds 0

No embeds

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano ANALISIS E HISTORIA DE LA OBRA DE LEONARDO DA VICNI “LA ULTIMA CENA” La ultima cena, de Leonardo da vinci
  • 2. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano La historia de una de las mas grandes obras de la belleza del arte Renacentista El tiempo convenido para su terminación de la obra de Leonardo era de siete años. Las figuras representadas eran las de los Doce Apóstoles y Cristo mismo, los cuales eran pintados a partir de modelos de personas vivas. El modelo vivo para la pintura de la figura de Jesús fue elegido primero, cuando se decidió que Da Vinci pintara este gran cuadro. El pintor vio a centenares y centenares de jóvenes cuidadosamente, buscando encontrar una cara y una personalidad limpias de pecado. Finalmente, después de semanas de laboriosa búsqueda de un hombre joven de más o menos 19 años de edad, fue por fin seleccionado un modelo para la representación de Cristo. Durante los seis años siguientes Da Vinci continuó con el trabajo de esta sublime obra de arte. Una por una fueron elegidas las personas que encajaban en la representación de once Apóstoles, pero quedaba un espacio... Era el del Apóstol Judas Iscariote lo que faltaba para la tarea final de este Maestro, era el Apóstol que traicionó a su Señor. Por semanas Da Vinci buscó a un hombre de rostro duro, un rostro marcado por años de avaricia, alguien que traicionaría a su mejor amigo... Después de muchas experiencias y desalentado por la infructuosa búsqueda del tipo de persona requerido para representar a Judas, llegó la buena noticia. El hombre que por su aspecto debería cumplir completamente los requerimientos... ¡Por fin había sido encontrado en Roma, en una cárcel, condenado a morir por una vida de crimen! Da Vinci hizo el viaje a Roma inmediatamente y trajeron a su presencia a ese hombre, fuera de su encarcelamiento, conducido hacia la luz del sol. Allí Da Vinci vio ante él la
  • 3. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano oscuridad, la traición, en un hombre moreno de cabellos sucios y largos que hacían de su rostro el retrato de un carácter de vicios, un completo ruin. En ese momento el pintor se dio cuenta que por fin había encontrado a la persona que tanto tiempo estuvo buscando. Con el permiso especial del Rey, este preso fue llevado a Milán donde el fresco era pintado. Por seis meses el preso se sentó ante Da Vinci, en las horas designadas cada día, ya que el dotado artista continuó diligente su tarea de trasmitir el fondo de la pintura. Representaba al traidor del Señor. Cuando ya daba sus últimos toques, se dirigió hacia los guardias y les dijo: -“Eso es todo, es hora de que se lleven al prisionero de regreso”- En ese momento, el prisionero rápidamente eludió el control de los guardias, se acercó a Da Vinci con los ojos llenos de lagrimas, y le dijo: -“Oh, Maestro Da Vinci, mírame!... ¿No sabes quién soy?”- Da Vinci, mirando fijamente de cerca al hombre que había tenido a su frente durante seis meses, respondió: -“Nunca te había visto, hasta que te encontré en esa cárcel de Roma”-. Entonces, mirando al cielo con los ojos llorosos, el prisionero dijo: -“Oh, Dios... ¡He caído tan bajo!... Y dando vuelta su rostro hacia el pintor gritó - “¡Leonardo Da Vinci, mírame otra vez, porque yo soy el mismo hombre al que tu pintaste hace siete años como la figura de Cristo!”- Esta es la verdadera historia acerca de la gran obra de arte “La Última Cena”. Enseña tan fuertemente la lección de los efectos del pensamiento correcto e incorrecto de uno mismo.
  • 4. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Era un joven de carácter puro, libre de los pecados del mundo, la imagen de la inocencia y belleza interior, quien representó a Cristo. Pero que durante siete años, siguiendo una vida de crimen y pecado, cambió hacia el cuadro perfecto de la persona más perversa que conoció la historia del mundo. La última Cena" de Leonardo Da Vinci es un fresco de 4,60 x 8,80 metros pintado entre 1495 y 1498 en la pared del refectorio de la iglesia de Santa Maria delle Grazie (Milán), elegida por el duque Lodovico como capilla y mausoleo de familia, y cuyo tribuna y presbiterio había hecho renovar por Bramante en 1492. En la obra muy deteriorada hoy en día (por la humedad y la técnica del temple fuerte que usó Leonardo) y restaurada varias veces, se aprecia aun los rasgos de estupor, edad, temor y carácter de los apóstoles en contraste con el blanco del mantel y el colorido de sus vestimentas. Usando la horizontalidad teatral pinta una gran mesa cuadrada, los apóstoles sentados alineados a ella con Jesucristo en el medio y detrás una sala grande con ventanas al exterior, viéndose un paisaje montañoso en ellas todo bajo un techo de madera (con visibles vigas de madera) todo elaborado con formas cuadradas (las ventanas, la mesa, la caída del mantel en la mesa, el techo, los bárrales rectangulares... no hay ni un arco. Leonardo ilumina la escena con luz artificial a su conveniencia también; prescinde de la iluminación natural que suministrarían las ventanas traseras y solo la usa para difusamente aureolar la cabeza de Cristo durante este momento que anuncia la traición de Judas, para dar un contraluz. La visión desde las ventanas aporta perspectiva y una visión hasta la lejanía por el paisaje que desde ellas se aprecia.
  • 5. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Análisis de la estructura de la Ultima Cena. Imaginemos que por un momento nos encontramos en el salón donde se celebra la acción que Leonardo pintó tan magistralmente y que tenemos la posibilidad de fijar por un momento la vista en la parte central de la escena, el lugar que ocupan en la mesa los cinco personajes principales. Y que gracias a un teleobjetivo podemos acercarnos un poco más para así escuchar lo que en ese momento están conversando los comensales, y si estos permanecen en silencio, poder interpretar sus gestos, su mirada y la posición de sus cuerpos y manos. La última cena de Leonardo es una interpretación de un momento místico, el autor tuvo que estudiar a sus personajes para poder dotarles de carácter. Sus vestiduras, peinados, posición y actitud, es una elección del autor para presentar cada figura de acuerdo con el papel que en ese segundo deben representar. El cuadro no es una fotografía real de la última cena, es la representación de una ficción ideada por un genio. Para comenzar el analisis, desde la derecha hacía la izquierda y por orden de aparición de sus cabezas: Simón, un pescador que fue llamado posteriormente como Pedro.
  • 6. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Juan, pescador y hermano de Santiago el Mayor, ambos recibían el sobrenombre de “Hijos del Trueno”. Jesús, el maestro, hijo de un carpintero. Judas Tomás, arquitecto, conocido también por el sobrenombre de “el gemelo” y para algunos hermano de Jesús. Santiago, pescador y hermano mayor de Juan, y también llamado “Hijo del Trueno”. Código 1. La primera impresión que como observador me produce una tensión no disimulada entre Simón y Tomás, ya que su postura en movimiento hace pensar que ambos se dirigen a un punto de encuentro, y por sus miradas no en buena sintonía. Es verdad que Santiago, con la posición de su brazo, impide el movimiento a Tomás y este se limita a levantar con energía su dedo índice sobre los demás personajes. (¡Que autoridad la de Tomás¡).
  • 7. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Código 2. A simple vista y por la posición de los comensales, son Juan y Santiago, los llamados “Hijos del Trueno” los que se han sentado a ambos lados de la presidencia de la mesa. Parece que los dos son los convidados más relevantes por permanecer al lado del maestro. También es cierto que ese posible reparto de posiciones inicial se encuentra en un momento de cambio, ya que los otros comensales cercanos, Simón por la izquierda y Tomás por la derecha, dan la sensación de querer cambiar de posición. Existe una agria conversación entre ambos y tanto Juan como Santiago se encuentran a disgusto en medio de esa posible discusión. dos oficios. Código 3. En el centro de la escena se encuentra Jesús, el maestro. La impresión que produce la visión cercana es que está alejado mentalmente de lo que ocurre a su alrededor. Frente al movimiento de las otras cuatro figuras, él permanece en posición estática, podemos decir que muy cercana a la meditación, como ausente.
  • 8. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Leonardo realiza la composición de la figura de Jesús inscrita dentro de un triángulo equilátero, que en la geometría sagrada es representación de la divinidad, de lo trascendente, de la Luz. Creo que todo invita a pensar que Jesús en este momento puede ya saber las circunstancias de su futuro inmediato, de su muerte, y por lo tanto que va a quedar vacante la presidencia de las futuras reuniones. Alguién deberá de sustituirle. Código 4. Leonardo toma estos pasajes de los evangelios para disponer el lugar de ambos en la pintura. Juan a la derecha de Jesús y Santiago a su izquierda. La luz entra por su espalda, podemos imaginar entonces que Juan se sitúa hacía el oriente, Santiago hacía occidente.
  • 9. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Es esta la razón por la que los “hijos del trueno” acompañan a Jesús a ambos lados de la mesa, los símbolos que representan a los dos hermanos, el sol y la luna, son los apropiados para que la escena alcance el misticismo requerido. Sin embargo algo perturba el orden que la escena requiere, el enfrentamiento entre el pescador Simón y el arquitecto Tomás, dota de una tensión nada apropiada al momento sublime.
  • 10. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Leonardo en su pintura dibujo a Tomás y Jesús muy próximos, sus cabezas son las que aparecen más cercanas en la escena. Sin duda, Leonardo tenía conocimiento de la historia del apóstol Tomás, de su relación “fraternal” con Jesús, de su oficio, de su evangelio, y de su desaparición en la lejana India tras la muerte de Jesús. Código 5.- Leonardo Da Vinci decidió presentar a Tomás de una manera sin duda singular, la proximidad en la pintura de su figura a la del maestro, le propone como protagonista destacado entre los doce apóstoles, pero si además le hace representar una gesticulación tan singular, el protagonismo de Tomás se acrecienta entre los demás personajes del cuadro. Para muchos el apóstol Tomás señala al cielo con el dedo índice de su mano derecha, bien es verdad que esta explicación es en todo caso metafórica, ya que al encontrarse bajo cubierto, lo que puede señalar el arquitecto es al techo del salón donde se realiza la última cena. Leonardo utilizó al menos en otra pintura, la representación de una figura con el dedo índice de la mano derecha erguido, en su trabajo sobre Juan Bautista también presenta al santo mirando al espectador con el índice hacía arriba. Cuando el Bautista de Leonardo mira al espectador, este se proclama príncipe de los santos elevando su índice derecho. No debemos de olvidar que Leonardo sabía por la experiencia de su tiempo como deben ser tratados los príncipes. Por todo lo expuesto podemos imaginar que en el momento en que el pintor decidió la expresión que el arquitecto Tomás debía de mostrar en la pintura de la última cena, este adoptó la que según su conocimiento le correspondía. Para Leonardo el apóstol Tomas se postula frente a sus iguales, el resto de los apóstoles, como el primero, el jefe, "EL PRINCIPE".
  • 11. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Ya he reseñado cuales eran los méritos de Tomás frente a sus compañeros: hermano gemelo de Jesús y arkhitekton. Tomás era por linaje y formación el “ARKHON ó PRINCIPE” de los apóstoles y su futuro jefe tras la muerte de Jesús. Esa es la razón por la que Leonardo lo sitúa el más cercano al maestro, y el porque de su dedo índice derecho erguido, Tomás se manifiesta a sus compañeros como el sucesor Jesús. No todos estarían de acuerdo, ni mucho menos...... Código 6.- Simón, que pasaría a llamarse Pedro, históricamente también es conocido como "Príncipe de los Apóstoles". Por los Evangelios sabemos que Pedro era Galileo, que vivía en Betsaida, que estaba casado, era pescador y hermano de Andrés. Su nombre original era Simón, pero según los evangelios Jesús, en el primer encuentro que tuvo con él, le dijo que se llamaría Cefas, que en arameo significa "piedra" y que derivó en el nombre Petrus, Pedro. En ello se basa la tradición católica que lo nombra como el primer obispo de Roma, cargo que ocupó antes de supuestamente morir martirizado en el circo que ocupaba la colina del Vaticano. Pedro es pues la cabeza de la Iglesia de Roma. Los evangelios recogen también la profecía de Jesús de que Pedro lo traicionaría tres veces. “Aun cuando la noche de la última cena, juró no apartarse de Jesús, al ser interrogado por los soldados romanos que lo habían detenido, negó tres veces conocerlo antes del canto del gallo.” (Mateo 26:69-75, Marcos 14:66-72, Lucas 22:54-62, Juan 18:25-27).
  • 12. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Leonardo Da Vinci realizó varios bocetos antes de representar a Pedro en la mesa de la última cena. La figura de pescador es presentada de forma independiente y dejando establecida la fisonomía que posteriormente adoptaría en la gran pintura. En la mesa, Leonardo sienta a Pedro en un lugar secundario, inicialmente es el tercero a la derecha del maestro, aunque en el momento en que la pintura se detiene, Pedro progresa en movimiento hacía el centro, entre la figura de Judas, sorprendido por el empujón que recibe, y Juan que cede sin oposición ante el brazo izquierdo de Pedro. La figura de Pedro es, de las trece del cuadro, la que se presenta con un movimiento más amplio, elementos de Pedro se muestran desde la izquierda de Judas, sobre el cuerpo de su hermano Andrés, hasta alcanzar a Juan y casi sobrepasarle. Leonardo nos presenta a Pedro en extensión, casi abalanzándose sobre sus compañeros y con una sorpresa en su mano derecha. Leonardo Da Vinci pinta a Pedro armado con una daga o puñal. Este elemento añadido a la difícil postura de su dueño es un gran interrogante.
  • 13. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Bien es verdad que se ha tardado en descubrir este detalle de la pintura, sin embargo tras su limpieza y restauración se ha podido comprobar que el brazo derecho de Pedro fue sujeto de bocetos previos por parte del pintor. No cabe duda que la difícil posición del brazo requirió un análisis detallado por parte del artista para representarlo de manera fidedigna y real. Por último, sobre el cuerpo de Pedro aparece la mano izquierda de Santiago “el menor”, su posición parece indicar que realiza un intento rápido para sujetar a Pedro y que este no lleve a cabo sus intenciones. Código 7.- ¿Qué nos cuenta Leonardo en la pintura de lo que él conoce? Se debe remarcar que la pintura de Leonardo no es una fotografía del momento místico de la última cena, ese momento tal como está representado en las paredes de Santa Marie delle Grazie solo existió en la mente del artista, es una ficción creada por la imaginación de un sabio que dejó representado para el futuro su opinión sobre uno de los momentos más importantes de la historia de occidente. Leonardo Da Vinci, como artista genial y hombre del renacimiento, envolvió su representación pictórica de la última cena en un simbolismo de gran fuerza significativa.
  • 14. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Leonardo leyó a los clásicos, entre ellos uno de sus favoritos fue el arquitecto del siglo I a.C. Marco Vitruvio. Leonardo tiene diferentes trabajos que analizan la obra de Vitruvio y sus postulados. En el cuadro de la última cena podemos “leer” alguno de ellos. -La agrupación de los personajes de los apóstoles, que de tres en tres realiza Leonardo, sigue uno de los postulados pitagóricos que Vitruvio detalla en su tratado: Les pareció bien escribir sus teorías y sus reglas en unos volúmenes de estructura cúbica "cybicis rationibus": fijaron el cubo como el conjunto de 216 versos, donde cada norma no sobrepasase tres versos. -La figura geométrica que enmarca la representación de Jesús es un triangulo equilátero, definida por Vitruvio como la figura perfecta en la cual la Luz alcanza la tierra. -La pintura como representación de una escena de los evangelios está dotada de "significado" y "significante". Dice Vitruvio: Lo "significado" es el tema que uno propone, del que se habla; "significante" es una demostración desarrollada con argumentos teóricos y científicos. En el caso que tratamos es el significante la pintura sobre los muros de Santa Marie delle Grazie, su técnica pictórica, el uso del color y de la geometría, etc. Y su significado lo que el autor nos quiere transmitir y lo que nuestra mente nos puede evocar. Por supuesto que cada observador tendrá una evocación diferente y que estaremos sujetos a la información que cada uno guardamos en nuestra mente. ¿Qué nos cuenta Leonardo de lo que él conoce? En el desarrollo de los códigos anteriores he intentado presentar aspectos que permiten sustentar mi hipótesis sobre el significado de la pintura.
  • 15. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Leonardo refleja un momento de enorme tensión, el momento en que Simón Pedro armado con una puñal se enfrenta a Tomás, podemos comprender que la disputa se produce para dilucidar quién de los dos será el sucesor de Jesús cuando este muera. Quién será proclamado como “Príncipe” de los Apóstoles. Cuadro 1- En este cuadro podemos ver como Simón Pedro se abalanza sobre sus compañeros cercanos: Judas y Juan. Su precipitación para alcanzar el centro de la escena le obliga a empujar a Judas, que responde sorprendido, y apartar a Juan con su mano izquierda, que dócilmente le facilita el paso. La figura en movimiento de Simón Pedro se prolonga de izquierda a derecha como demostración del rápido movimiento del personaje. Cuadro 2.- Simón Pedro esconde en su movimiento un puñal, nadie a su derecha puede verlo, ya que su propio cuerpo lo esconde. Este puñal muestra de manera determínate la intención violenta de Simón Pedro y que Leonardo propone al personaje. Cuadro 3.- Estos tres personajes: Bartolomé, Santiago “el menor” y Andrés, por su posición si pueden observar claramente las intenciones de Simón Pedro, observan su rápido movimiento hacía el centro, y como porta un puñal oculto tras su cuerpo.
  • 16. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Destaca por un lado como Andrés, la figura más cercana a Simón Pedro, y su hermano de sangre, se encoge de hombros ante la actitud violenta y sus intenciones. Por el contrario, tanto Bartolomé como Santiago “el menor”, aparecen sorprendidos por la acción que observan y el segundo intenta con su mano izquierda sujetar al violento. Cuadro 4.- Enfrentado a Simón Pedro y por la izquierda de Jesús, Tomás también se encuentra en movimiento, el suyo es de declaración de una expresión, declama de forma determinativa su opinión de ser él “el primero” él es "el Príncipe". A su lado, Santiago intermedia, intentando evitar el contacto entre los movimientos opuestos de Tomás y Simón Pedro. Su brazo evita que Tomás progrese hacía la izquierda. Cuadro 5.- Jesús, el maestro, permanece ausente del conflicto, su posición ensimismada no atiende de manera definida por ninguna de las partes en litigio, si bien es verdad que su mirada se orienta hacía su izquierda donde se encuentra Tomás, su hermano. Cuadro 6.- Leonardo representa a Felipe de acuerdo con lo que se pensaba era su personalidad, como un “hombre ingenuo, algo tímido y de mente juiciosa”, el apóstol Felipe permanece con expresión introvertida frente al conflicto que observa. Felipe no toma parte, no actúa, aunque observa la discusión entre Simón Pedro y Tomás. Cuadro 7.- Estos tres personajes de la derecha: Mateo, Tadeo y Simón, no son capaces de comprender bien cual es la razón del “tumulto” que ocurre en el centro de la mesa. Permanecen de espaldas a la acción, comentando entre ellos, y quizás con desagrado, lo que llega hasta sus oídos. Existen fisonomistas que determinan que Tadeo presenta la cara del propio Leonardo Da Vinci, que Mateo es el estudioso contemporáneo Marsilio Ficino y la de Simón la del filósofo griego Platón. Los tres personajes, Ficino, Leonardo y Platón dialogan entre sí. (Marsilio Ficino. Vivió entre 1433 y 1499, y fue un destacado intelectual, doctor, músico y predicador de su tiempo. Su contribución más importante a la Historia Universal fue la traducción al latín de las obras completas de Platón, varios himnos órficos y dichos de Zoroastro.
  • 17. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Bajo la protección de Cosme de Médicis fundó la Academia de Florencia en la que nacería de facto el Renacimiento, y allí; compiló los textos mágicos del Antiguo Egipto conocidos como “Corpus Hermeticum”. Aspiraba a una fusión de platonismo y hermetismo con el cristianismo. En sus 66 años de vida, jamás salió de Florencia, pero inspiró directamente a artistas como Botticeli, Miguel Angel, Rafael, Tiziano o Durero. Su biógrafo Giovanni Corsi lo describe como de “complexión ruda y rubio, con rizos, como el Mateo de La Ultima Cena de Leonardo. www.javiersierra.com) Los tres personajes nos presentan el cuadro como un "Dialogo": donde lo que se da por sabido no es lo que parece. Es la última cena un diálogo donde el observador empieza a hacerse preguntas, y donde se hace patente que lo que se da por sabido no es lo que parece. Leonardo toma partido por Tomás, por el conocimiento como principio de la sabiduría: Dijo Jesús: «El que busca no debe dejar de buscar hasta tanto que encuentre. Y cuando encuentre se estremecerá, y tras su estremecimiento se llenará de admiración y reinará sobre el universo». Evangelio según Tomás Código 8.- ¿Que conoce Leonardo que no cuenta en su pintura? Leonardo Da Vinci fue uno de los grandes maestros del renacimiento, genial como pintor, escultor, arquitecto, ingeniero y científico. Su profundo interés por el conocimiento y la investigación fue la clave tanto de su comportamiento artístico como científico. Sus innovaciones e investigaciones científicas anticiparon muchos de los avances de la ciencia moderna. Leonardo tuvo acceso a escritos que guardan secretos y conocimientos de la antigüedad, y a los que hoy no pueden acceder en forma alguna los investigadores que se interesan por la historia antigua. La Iglesia Católica guarda en la cripta del Vaticano miles de manuscritos de los que se desconoce su contenido y procedencia. Análisis geométrico e icnográfico.
  • 18. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Las líneas horizontales marcan las secciones en las que se divide la pintura. Que marcan la proporción y la simetría en los espacios. Las flechas indican que la mirada del espectador se dirige hacia el centro donde se encuentra la imagen icnográfica de Jesús, que después este permite que la mirada se dirija a ambos lados para completar la composición total del cuadro.
  • 19. Artes Visuales y Graficas El arte una expresión más del ser humano Santísima Trinidad, en la teología cristiana, doctrina que afirma la existencia de Dios como tres personas —Padre, Hijo y Espíritu Santo— unidas en una misma sustancia o ser único; aunque ya Jesucristo, el Hijo, es considerado en una relación única con el Padre, mientras el Espíritu Santo aparece además como una divinidad distinta. MASCULINO FEMENINO Espírit u Padre Hijo