POEMA LVI
De Gustavo Adolfo Becquer
Hoy como ayer, mañana como hoy,
¡y siempre igual!
Un cielo gris, un horizonte eterno
y andar… andar.
Moviéndose a compás como una estúpida
máquina el corazón:
la torpe inteligencia del cerebro
dormida en un rincón.
El alma, que ambiciona un paraíso,
buscándole sin fe.
Fatiga sin objeto, ola que rueda
ignorando por qué.
Voz que incesante con el mismo tono
canta el mismo cantar.
Gota de agua monótona que cae
y cae sin cesar.
Así van deslizándose los días
unos de otros en pos,
hoy lo mismo que ayer… y todos ellos
sin gozo ni dolor.
¡Ay, a veces me acuerdo suspirando
del antiguo sufrir!
¡Amargo es el dolor; pero siquiera
padecer es vivir!
Comentario
-En la primera estrofa, Bécquer expresa su rechazo a la vida, todo lo ve negro, todo le
va mal, siempre es lo m...
Métrica y Recursos Estilísticos:
La rima está compuesta por 6 estrofas, de 4 versos cada una endecasílabos y
pentasílabos ...
-Hay encabalgamientos (entre los versos: 3 y 4, 5 y 6, 11 y 12, 15 y 16, 21 y 22;
y 23 y 24).
-Hipérbaton (como por ejempl...
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

Poema (marina andreu y sofía fontana)

906 views
531 views

Published on

Poema de Gustavo Adolfo Bécquer, poeta del Romanticismo español .

Published in: Education
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
906
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
173
Actions
Shares
0
Downloads
2
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Poema (marina andreu y sofía fontana)

  1. 1. POEMA LVI De Gustavo Adolfo Becquer
  2. 2. Hoy como ayer, mañana como hoy, ¡y siempre igual! Un cielo gris, un horizonte eterno y andar… andar.
  3. 3. Moviéndose a compás como una estúpida máquina el corazón: la torpe inteligencia del cerebro dormida en un rincón.
  4. 4. El alma, que ambiciona un paraíso, buscándole sin fe. Fatiga sin objeto, ola que rueda ignorando por qué.
  5. 5. Voz que incesante con el mismo tono canta el mismo cantar. Gota de agua monótona que cae y cae sin cesar.
  6. 6. Así van deslizándose los días unos de otros en pos, hoy lo mismo que ayer… y todos ellos sin gozo ni dolor.
  7. 7. ¡Ay, a veces me acuerdo suspirando del antiguo sufrir! ¡Amargo es el dolor; pero siquiera padecer es vivir!
  8. 8. Comentario -En la primera estrofa, Bécquer expresa su rechazo a la vida, todo lo ve negro, todo le va mal, siempre es lo mismo. -En la segunda estrofa desprecia todo, por ejemplo el corazón, que lo trata como si fuese una simple máquina que sigue unas instrucciones. -En la tercera estrofa hace referencia al alma, intenta buscar un sitio agradable sin ninguna ilusión, no cree que vaya a encontrar ese sitio dónde sentirse bien. -En la cuarta estrofa, siente que todo es lo mismo, como una rutina. -En la quinta estrofa ve que cada día es lo mismo, no hay ninguna novedad, no hay ninguna alegría ni ninguna desgracia. -En la sexta estrofa recuerda sus vivencias y por lo que sufrió en un tiempo pasado, expone el dolor como amargo, como algo malo, y dice que ni siquiera el dolor es una forma de vivir.
  9. 9. Métrica y Recursos Estilísticos: La rima está compuesta por 6 estrofas, de 4 versos cada una endecasílabos y pentasílabos en la primera estrofa y endecasílabos y heptasílabos en todas las demás. Con rima asonante en los versos pares dejando los impares sueltos. Aparecen diferentes recursos estilísticos: -En el verso 2, y de la 21 a la 24 la exclamación retórica, quiere que destaque lo que dice y siempre va entre exclamaciones, ej:“¡y siempre igual!”. -Hay comparación, en los versos 5 y 6 (“como una estúpida máquina, el corazón”). -Personificación, en los versos 7 y 8 “La torpe inteligencia del cerebro, dormida en un rincón”, hace referencia a que la inteligencia se pierde porque no se utiliza, también aparece en el verso 9, “El alma, que ambiciona un paraíso”, el alma busca un sitio agradable dónde poder sentirse bien. -En el verso 3, podemos encontrar una metáfora “un horizonte eterno” que se refiere al horizonte que cuando se mira no parece que vaya a acabar.
  10. 10. -Hay encabalgamientos (entre los versos: 3 y 4, 5 y 6, 11 y 12, 15 y 16, 21 y 22; y 23 y 24). -Hipérbaton (como por ejemplo, en el verso 6, “el corazón” debería estar a principio del verso 5). -Paralelismos (por ejemplo: verso 3 «Un cielo gris» y «Un horizonte eterno» -Comparaciones (por ejemplo, en la segunda estrofa: el corazón es como una máquina). -Personificaciones (por ejemplo, en el verso 7: torpe inteligencia). -Epíteto del tercer verso (horizonte eterno). -Sinestesia del verso 23 (amargo es el dolor). Marina Andreu y Sofía Fontana.

×