Your SlideShare is downloading. ×
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×
Saving this for later? Get the SlideShare app to save on your phone or tablet. Read anywhere, anytime – even offline.
Text the download link to your phone
Standard text messaging rates apply

Educacion conectada: La escuela en tiempos de redes

3,242

Published on

Textos de presentación de los ponentes del Curso de Verano de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo, Educación conectada: la escuela en tiempos de redes. …

Textos de presentación de los ponentes del Curso de Verano de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo, Educación conectada: la escuela en tiempos de redes.
Sobre el uso de los medios y redes sociales en la educación.
Textos de David Álvarez, Juan Sánchez Martos, Víctor Cuevas, Urko Fernández, Lorena Fernández, Julen Iturbe, Charo Fernández, José Cabellos y Carlos Magro.

Published in: Education
0 Comments
3 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total Views
3,242
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
11
Actions
Shares
0
Downloads
37
Comments
0
Likes
3
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 1 educación conectada LA ESCUELA EN TIEMPOS DE REDES Escuchandolaradio A.Rodchenko
  • 2. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 2 educación conectada LA ESCUELA EN TIEMPOS DE REDES No ha habido época que no se haya sentido “moderna” en un sentido excéntrico, y que no haya creído encontrarse ante un abismo inminente. La conciencia desesperada y lúcida de hallarse en medio de una crisis decisiva es algo crónico en la humanidad. Todo tiempo aparece ante sí mismo como tiempo inexorablemente nuevo. Walter Benjamin. Libro de los Pasajes No cabe duda de que nos encontramos en un momento de histórica transformación en numerosos ámbitos de nuestra vida. Y que, de una manera u otra, nos sentimos, como señala Benjamin, ante un abismo inminente y en medio de una crisis que parece definitiva. Somos los protagonistas privile- giados de una transformación caracterizada por lo digital, la globalización, la conectividad ubicua y el cambio social y tecnológico continuo y acelerado. Transformación especialmente relevante en el ámbito de la producción, la gestión y la difusión del conocimiento y, por tanto, de gran impacto en una sociedad como la nuestra basada en el uso intensivo de éste. Una transformación que se revela determinante y de creciente importancia, por tanto, en los procesos de acceso y adquisición del mismo, en los procesos de aprendizaje. En los últimos años, hemos asistido a la irrupción de nuevas formas de crear y trabajar juntos. La Red se ha convertido en un espacio de encuentro entre personas con diferentes tradiciones y sen- sibilidades y en un espacio de serendipia y descubrimientos azarosos impulsados por la cultura de lo abierto y la colaboración. Un espacio de ensamblaje y creación, posible gracias a las múltiples y no previstas conexiones que se dan entre personas, objetos y saberes provenientes de diferentes tradiciones, sensibilidades y trayectorias. Parece haber un consenso cada vez mayor sobre la necesidad de revisar, adaptar y transformar todos los procesos de aprendizaje, ya sean estos formales, informales, educación reglada y obligatoria, formación continua profesional, autoaprendizaje o aprendizaje amateur. La educación ha dejado de ser una etapa de la vida para ser algo necesario a lo largo de la vida. Aprender hoy tiene que ver con comprender los valores de la cultura digital en la que vivimos, participar de manera proactiva en el propio proceso de aprendizaje, desarrollar un aprendizaje conectado, situado y contextualizado, crear redes de aprendizaje, compartir prácticas y experiencias, entender y manejar el aprendizaje colaborativo, desarrollar la capacidad de autonomía en el aprendizaje, fijarse metas y objetivos y tener espíritu crítico para seleccionar las fuentes del aprendizaje. Y aunque no cabe duda de que en este cambio la tecnología tiene y tendrá un papel fundamental, el rol protagonista lo desempeñarán las personas. Porque por muy importante y determinante que ésta haya sido la educación nunca ha sido una cuestión de tecnología. El aprendizaje ha sido y siempre será una actividad esencialmente social. La transformación digital no ha hecho más que amplificar nuestro carácter social. Ser más digitales significa ser más sociales. La tecnología nos humaniza1 y aplicada al ámbito de la educación sitúa en el lugar central del proceso a las personas. 1 Eudald Carbonell: somos humanos gracias a la tecnología. Administraciones en Red. 2008
  • 3. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 3 De lo que estamos hablando es de un aprendizaje centrado en los alumnos, personalizado pero co- lectivo, y donde el profesor, con roles diversos y cambiantes, debe desempeñar un papel crítico. De lo que estamos hablando es de repensar el cómo, el dónde, el qué y de quién aprendemos. Hablamos de una actividad sujeta a valores, situada, local y fuertemente influida por los contextos donde se desarrolla. Hablamos de un aprendizaje caracterizado por la conexión entre personas que aprenden juntas. Hablamos de aprender de otros y con otros, de un aprendizaje impulsado por el interés per- sonal, académicamente orientado y soportado cada vez más entre pares. Una actividad que no debe perder nunca de vista su alto impacto social y por tanto no debe dejar nunca de salvaguardar los valores primordiales de la equidad, la accesibilidad y la responsabilidad social. Los siguientes textos sirven de introducción al curso Educación conectada: la escuela en tiempos de redes perteneciente a los cursos de verano organizados por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de España y la Universidad Internacional Menéndez Pelayo en su edición de 2013. Constituyen un breve recorrido de la mano de los ponentes del curso por cuatro de los prin- cipales ámbitos relacionados con la educación donde el uso de Internet y de la redes sociales está siendo más importante y transformador: 1. el aprendizaje en red y en la Red; 2. el aprender a vivir y convivir en la red y con las redes; 3. el trabajo en red y el desarrollo de competencias claves para el siglo XXI; y por último, 4. la transformación producida por la Red y las redes en el ámbito de la comunicación educativa. Los materiales del curso (presentaciones, lecturas recomendadas, vídeos y documentos de apoyo) están disponibles en el espacio en red creado por el Instituto Nacional de Tecnologías y Formación del Profesorado. Antes del inicio del curso (septiembre 2013) se inició la conversación mediante la creación de una lista de twitter con todos los ponentes y los asistentes y un hashtag (#REDucación). Por último, se abrió el grupo colectivo y abierto de Diigo: Educación Conectada para recoger enlaces relacionados con el tema educación y redes sociales. Carlos Magro y José Luis Cabello Directores del curso
  • 4. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 4 autores Carlos Magro Consultor en proyectos de educación, estrategia y comunicación digital Twitter: @c_magro Blog: Co.labora.red José Luis Cabello Instituto Nacional de Te cnologías Educativas y Formación del Profesorado Twitter: @idocente Blog: http://ciberaulas.blogspot.com.es/ David Álvarez Consultor en Diseño, Gestión y Evaluación de Proyectos Educativos y de Capacitación Twitter: @balhisay Blog: e-aprendizaje Juan Sánchez Martos Maestro, Director del IES Villavieja de Berja (Almería) Twitter: @jsmartos Blog: EDUmáTICas Víctor Cuevas Orientador, IES Joaquín Araújo de Fuenlabrada, Madrid Twitter: @vcuevas Blog: Educadores21 Urko Fernández Director de proyectos en PantallasAmigas Twitter: @tturktime Blog: PantallasAmigas Lorena Fernández Directora de Identidad Digital,Universidad de Deusto Twitter: @loretahur Blog: El blog de Lorehatur Julen Iturbe Consultor y profesor de la Universidad de Mondragón Twitter: @juleniturbe Blog: Consultoría Artesana en Red Charo Ferández Profesora de Bachillerato, Colegio Salesianos Atocha Twitter: @yalocin Blog: Los mundos de yaloci
  • 5. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 5 sumario Educación conectada: la escuela en tiempos de redes Carlos Magro Aprendizajes Emergentes y Pedagogías Invisibles David Álvarez Aprendizaje en Red y en la Red Juan Sánchez Martos Por un uso responsable de las redes sociales Víctor Cuevas Ciberconvivencia y educación en la era digital Urko Fernández Educación conectada: la comunicación en tiempos de redes Lorena Fernández Aprender en red, trabajar en red Julen Iturbe Escuelas conectadas. Escuela en red Charo Fernández 10 razones para una educación conectada José Luis Cabello Los contenidos de este documento están bajo la licencia Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0
  • 6. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 6 Educación conectada: la escuela en tiempos de redes por Carlos Magro El proceso creciente de digitalización que vivimos está generando una profunda transformación en nuestras maneras de relacionarnos, aprender, educar, trabajar, liderar personas, proyectos y orga- nizaciones. Su impacto ha modificado todos los ámbitos de nuestra vida, desde lo más privados y personales hasta los más públicos y profesionales. Lo digital no es sólo un conjunto de tecnologías es, sobre todo, una nueva manera de hacer las cosas. Tiene que ver más con el ámbito de la cultura que con el de la tecnología. Está más relacionado con el ser que con el estar, y más con el saber es- tar que con el saber hacer. Y a la larga, su impacto no está tanto en hacer lo mismo de siempre con otras herramientas como en hacerlo de una manera sustancialmente diferente. Es, para algunos, una de las pocas disrupciones de la historia de nuestra especie. De aquéllas que han modificado profun- damente nuestro sistema productivo y por tanto nuestros hábitos y nuestros modos de producción. Si hay algo en lo que parece haber un consenso general ante la incertidumbre y el continuo cambio en el que vivimos es en la afirmación de que la web social está aquí para quedarse (Nielsen, PewIn- ternet). No importa tanto qué tecnología dominará (aunque la elección de tecnología no sea neutra ni exenta de consecuencias), ni si la oferta estará centrada en una sola plataforma o en varias (aunque siempre sea preferible la diversidad y la multiplicidad a la homogeneidad y la unicidad). Lo que parece poner de acuerdo a unos y a otros es la relevancia del “giro social” que Internet ha experimentando en los últimos diez años. Una transformación que, recordemos, sólo acaba de em- pezar, pero que ya nos ha llevado desde una Internet unidireccional, de unos pocos, publicitaria y principalmente de broadcasting a otra construida sobre la “democratización” de la producción y el acceso a la información, basada en la participación y la interacción constante y caracterizada por la conversación, el diálogo y la colaboración de muchos. Por otro lado, por su propia naturaleza, por su enorme relevancia social, por su alto impacto como instrumento de solidaridad y redistribución de la riqueza y su importancia en la construcción de un futuro mejor, la educación y el aprendizaje no pueden, de ninguna manera, ser ajenos a esta trans- formación. De hecho, no lo han sido. Lo digital, Internet, la Red, la Web 2.0 o la Web social hace tiempo que han entrado en las aulas. Y lo han hecho, como no podía ser de otra manera, de la mano de los alumnos (The Internet & Education PewInternet Report; Teens and social media. PewInternet), los profesores (Aulablog, Espiral, Hack Education..) y las familias (padres 2.0,…) quienes, en muchos casos, frente a la pasividad, los miedos o la inacción de otras instancias, están liderando la transformación. «Mapa».Página6 MapadelMetrodeLondreshacia1923 viaroger4336
  • 7. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 7 Suenan campanas de cambio aunque nos basta recurrir a la memoria para confirmar que no son nuevas y que las voces que cuestionan el sistema educativo y que demandan un modelo mucho más integrador y conectado hace años que nos acompañan. El debate sobre la necesidad de reforma de la educación y sobre el papel de la tecnología en esta transformación ha sido algo recurrente al menos en los últimos 40 años. Los mayores recordarán, quizá con cierta nostalgia, la avalancha de documentos e informes que, desde distintos ámbitos, se produjeron en la décadas de los 60 y los 70 a favor de la imperiosa necesidad de este cambio (Aprender a ser, Informe Fauré. UNESCO 1972; Sociedad del aprendizaje, Robert Hutchins, 1968 y Torsten Husén, 1974). Recordarán también con divertida expresión las numerosas iniciativas y proyectos que entonces se pusieron en marcha para incorporar la tecnología a la Educación y de las que a modo de ejemplo nos basta con este estupendo extracto de un video realizado en 1967 en el que se predecía cómo sería la educación en 1999. Tan enraizado (y tan necesario) está en nuestra cultura el debate entre Educación y reforma y tan acostumbrados estamos, desgraciadamente, a que apenas se produzcan cambios que aceptamos sin mayor sorpresa que alguien pueda decir, desde la dirección de una de las principales instituciones de enseñanza europea, “siempre pensé que lo importante de la vida ocurría fuera de clase“ (François Dubet). Pero al igual que ha cambiado nuestro concepto de tiempo libre o que el trabajo hace tiem- po que dejó de ser un lugar a donde ir, la Educación parece por fin abocada al cambio. Aprender es más que nunca un asunto no circunscrito únicamente a unos espacios concretos (las aulas), ni a unos contenidos normalizados (los currícula), ni siquiera es ya sólo una cuestión entre legisladores, profesores y alumnos (desintermediación, aprendizaje entre pares, nuevos roles del profesor). Es algo que nos incumbe a todos y que sucede en cualquier lugar y en cualquier momento (Juan Freire, Tíscar Lara, Cristóbal Cobo, Zemos98) y de ahí la relevancia de hablar de educación conectada, don- de lo importante es ser capaces de dar respuesta al por qué y qué estudiamos, al cómo lo hacemos, al dónde y de quién aprendemos (DML Central; Hastac; Hybrid Pedagogy). Y aunque sabemos que son múltiples los argumentos para sostener que el aprendizaje siempre fue conectado y social, parece que cobra fuerza la idea de que el aprendizaje será conectado o no será y en este proceso la Red y la web social es evidente que desempeñarán (ya lo hacen) un papel importante. “Educación conectada: la escuela en tiempos de redes” (#REDucación), pretende poner en con- texto el impulso de transformación educativa provocado por la irrupción de la Red. Quiere ser, ante todo, un espacio de reflexión y práctica sobre el impacto de Internet y las redes sociales en la do- cencia y el aprendizaje. El curso está articulado alrededor de cuatro grandes ejes, cuatro ámbitos que están siendo afectados profundamente por las redes: 1. APRENDIZAJE EN RED (José Luis Cabello, David Álvarez, Juan Sánchez Martos), desde donde se abordarán las nuevas formas de enseñar y de aprender en red (comunidades de prácticas, de manera conectada, aprender de la experiencia propia y de otros) y en la Red (Internet, las fuentes de cono- cimiento, los recursos abiertos, los medios sociales). Internet ha modificado radicalmente nuestra capacidad de acceder y producir conocimiento (REA), ha modificado también los equilibrios de auto- ridad y el rol tradicional del profesor (educators as curators), las dinámicas del aula (flipped classro- om; uso de hashtags en educación), los sistemas de reconocimiento (badges), nuestras maneras de estar al día (Los PLE son para el verano) y nuestro territorio de referencias y conexiones (Siemens y Downes). Cada vez se hace más necesario aprender a aprender en red (#ETMOOC), colectivamente, de manera conectada (conectivismo), con otros y de otros (A teacher’s guide to social media). 2. VIVIR EN LA RED (Urko Fernández y Víctor Cuevas) que tiene que ver con la gestión personal y profesional de las redes, con la identidad y la huella digital, con el derecho al olvido pero también con el derecho al futuro, con la privacidad y el buen uso de las redes, con la protección de datos y los niños y adolescentes y por tanto con la necesidad de una enseñanza en el aula sobre el uso las redes sociales. En definitiva, con el necesario aprendizaje para vivir en la Red y la inexcusable
  • 8. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 8 responsabilidad de equipos directivos, padres y profesores en ese proceso de aprendizaje. Negar el impacto y la incidencia de las redes sociales en el aula, prohibirlas o mirar para otro lado no parece una opción razonable (aquí), ni responsable (Internet, redes sociales y el olvido. David Maeztu: en- cuentro didactalia 2013) 3. ESCUELA ABIERTA (Lorena Fernández). Si aceptamos que la web social ha provocado ante todo un cambio en las maneras de relacionarnos y comunicarnos, no podemos ignorar su incidencia en el aula y en los centros educativos. Las redes ofrecen nuevas oportunidades para mejorar la comunicación entre los miembros de la comunidad educativa (profesores, alumnos, equipos directivos, familias) entre sí y del Centro educativo con su entorno. Son una oportunidad para mejorar la integración del sistema educativo, son un camino para abrir las aulas y aspirar a una escuela abierta. Qué es la identidad digital de un centro educativo , quién la construye (Branding the Learning Organization), cuáles son las nuevas formas de comunicación e integración digital de las que dispone un centro edu- cativo o sus profesores para relacionarse con su entorno cercano son sólo algunas de las cuestiones que se abordarán en esta sesión. El objetivo: ser capaces de diseñar al final de la jornada un modelo de presencia en la Red, un mini plan de medios, tanto individual para cada profesor como de todo el Centro (Eudora Schools: Embracing Social Media and Creating a Digital-Friendly School District). 4. TRABAJAR EN LA RED (Julen Iturbe; Charo Fernández) abordará cómo la introducción de las ló- gicas digitales en el aula moviliza nuevas competencias y amplifica otras que tiene que ver con el aprendizaje en red, el trabajo colaborativo y distribuido y el trabajo por proyectos. Competencias y habilidades que son esenciales hoy en día para el desarrollo profesional de las personas (21st Cen- tury Skills, Framework for 21st Century Learning, Education to employement Mckinsey) y claves para formar ciudadanos y profesionales capaces de vivir y trabajar en entornos cambiantes e inciertos, de saber reaccionar y adaptarse ágilmente a estos cambios y, en definitiva de saber colaborar y cooperar en red. El curso, en definitiva, pretende un debate abierto entre todos los participantes en torno a preguntas sencillas como: ¿Por qué los educadores deben estar en las redes sociales? ¿Cómo selecciono fuentes válidas y contenidos de aprendizaje en la red? ¿Qué es un PLE y cómo utilizarlo en el aula? ¿Cómo puedo aprender de la experiencia de otros? ¿Qué es la identidad digital? ¿Por qué es importante saber gestionarla y enseñar a los alumnos a hacerlo? ¿Se pueden utilizar las redes sociales para mejorar el aprendizaje?¿Quién y cómo lo está haciendo? ¿Cómo utilizarlas para comunicarme con alumnos y familias? ¿Cómo se trabaja en red?… En definitiva, “Educación conectada: la escuela en tiempos de redes” aspira, modestamente, a poner un granito en el proceso de transformación de la Educación, para ser capaces, entre todos, de revertir la frase de Davies y educar no contra la experiencia sino desde la experiencia y con la experiencia de otros (colectiva, en red y compartida).
  • 9. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 9 Aprendizajes Emergentes y Pedagogías Invisibles por David Álvarez La Sociedad espera de nosotros un nuevo tipo de ciudadano cuyas dimensiones social y profesional integren con naturalidad lo virtual y lo analógico, con la certeza de que de lo más real que hay en nuestra vida es lo que vivimos en Internet. Y a su vez este tipo de ciudadano necesita de una nueva escuela donde aprender a gestionar una identidad híbrida. Además, y más que nunca, la escuela ha de ser un espacio para forjar ciudadanos movidos por el bien colectivo y con actitud crítica y no simplemente un edificio donde preparar tra- bajadores, porque igualmente las fronteras entre lo laboral y lo no laboral son cada vez más difusas. Pero basta con acercarse a cualquier centro educativo para comprobar que, en líneas generales, poco ha cambiado en los últimos 100 años: ni los espacios, ni las formas de organizarnos, ni el currí- culo, ni las metodologías, ni para qué y cómo usamos la evaluación,… Ciertamente de un cambio de modelo educativo se viene hablando desde hace cuatro décadas pero es ahora, en la segunda década del Siglo XXI, cuando las tecnologías han madurado lo suficiente para ofrecernos la oportunidad de acelerar ese cambio y construir un modelo de educación acorde a nuestra nueva realidad. Esta madurez tecnológica, especialmente en las llamadas tecnologías sociales, han trasladado el foco de los modelos centrados en la interacción entre el aprendiz y la tecnología a los modelos don- de los aprendices interaccionan entre sí, en espacios no jerárquicos, con la tecnologías como soporte de esta interacción, y nos han ayudado a confirmar que el aprendizaje es una actividad social. En este contexto tecnológico que las instituciones educativas han decidido ignorar [se siguen prohi- biendo los móviles en el aula o se capa el acceso a redes sociales] están emergiendo nuevas formas de auto-organizar los procesos de aprendizaje, en la frontera del aprendizaje informal, del DIY Lear- ning, a través de Comunidades de Práctica o Comunidades de Aprendizaje que han puesto en jaque a los grandes programas de formación corporativa. Estos aprendizajes emergentes, a los que Jay Cross se refería en 2004, no solamente fuerzan a las organizaciones educativas a reinventarse, sino que además cuestionan el rol del docente, pasando de ser el recipiente y garante del conocimiento, para convertirse en un hombre orquesta dentro de su aula: curator, community manager, DJ,… «Sillas».Página9 SillasdeParís1927 AndréKerstez
  • 10. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 10 Algunos docentes han entendido que la clave para esta gestión del cambio es adoptar el rol de aprendices permanentes, conocer las claves de aprendizaje que mueven sus PLE, y trabajar en la construcción del PLE de su alumnado, un PLE donde el aprendizaje en red juega un papel clave en estos nuevos modelos de aprendizaje mediados por las tecnologías, y del aprendizaje en red a las redes de aprendizaje hay tan solo un pequeño salto. Para el profesorado trabajar el concepto de PLE supone asumir el reto de hacer pedagogías invisibles, es decir revisar las trampas de los aprendizajes explícitos para visibilizar los aprendizajes invisibles o informales, y nuevamente situar al alumnado en el centro del proceso de enseñanza y aprendizaje. Afortunadamente [algo vamos avanzando] quienes han sido capaces de reflexionar sobre su práctica docente y cambiar aquello que no funciona han dejado de sentirse como los frikis de su claustro para tener claro que son quienes mejor preparados están para educar a los ciudadanos del siglo XXI con la premisa de que la educación no es una preparación para la vida, sino que es la vida misma. Este es nuestro punto de partida en el curso Educación conectada: la escuela en tiempos de redes [programa], organizado por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte y la Universidad Menéndez Pelayo. Un punto de partida que nos permite reflexionar sobre qué tipos de docentes queremos ser, con muchas dudas y muchos interrogantes, pero con el convencimiento de qué pedagogía no quere- mos hacer.
  • 11. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 11 Aprendizaje en Red y en la Red Juan Sánchez Martos La educación entendida como conjunto de habilidades, destrezas y saberes ha venido satisfacien- do las necesidades de la sociedad desde la Revolución Industrial, desde una perspectiva donde lo importante eran los conocimientos y la especialización en un área concreta, donde la vida laboral se centraba en un único trabajo y en un mismo lugar y donde el saber individual era signo de éxito personal y social. “En 1968, el 75% de los conocimientos los teníamos en nuestra cabeza. Hoy ni siquiera llega- mos al 10%” [Jay Cross] Pero los cambios sociales de las últimas décadas, amplificados y tal vez originados en parte por la aparición de internet, han supuesto un cambio de paradigma educativo, ya que deja de tener sen- tido la acumulación de saberes, la suma de conocimientos, el trabajo seguro y permanente durante toda la vida y, como consecuencia, la forma de entender los aprendizajes. El cambio de paradigma significa el salto cualitativo del conocimiento elaborado por unos pocos ex- pertos, que es transmitido a los demás de forma unidireccional, a la construcción social y colaborati- va del conocimiento, entendida como un intercambio multidireccional de habilidades, competencias y saberes, donde se unen y solapan los aprendizajes formal, no formal e informal, donde el conoci- miento y el aprendizaje se basan en la diversidad de opiniones, donde cobra singular importancia el proceso de creación y conexión de nodos y fuentes de información y donde el resultado final es la creación del conocimiento a partir de la búsqueda, filtrado y posterior remezcla de conocimientos. “Odio que me enseñen, pero me encanta aprender...” [Winston Churchill] Entonces el rol del docente cambia radicalmente, pasa de ser una fuente transmisora de conoci- mientos, de ser el centro y controlador de los aprendizajes a ser facilitador, dinamizador e impulsor de escenarios donde el alumnado construya, de forma colaborativa los suyos propios. “Cuando sabíamos las respuestas cambiaron las preguntas” [Mario Benedetti] Así el docente, al asumir un papel diferente, necesita adquirir nuevas competencias para las que resulta extraordinariamente útil reflexionar sobre los propios procesos de aprendizaje, las fuentes de información que utiliza, la forma de organizar y filtrar la información, el proceso de generación de nuevos contenidos o los canales de distribución de los mismos para que se pongan al servicio de la comunidad. «Clase».Página11 ClaseHolandesahacia1950 NationaalArchiev
  • 12. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 12 Y aquí es donde entra en juego el concepto de Entorno Personal de Aprendizaje (PLE), entendido como el conjunto de herramientas, servicios y conexiones mediante las que se alcanzan estas nuevas competencias. “Un PLE está diseñado para estimular el aprendizaje a través de la inmersión en una comunidad, y no a través de la presentación de hechos” [Steven Downes]
  • 13. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 13 Algunos recursos que pueden resultar útiles para adentrarnos en el concepto de PLE y reflexionar sobre nuestros procesos de aprendizaje: Entornos personales de aprendizaje: claves para el ecosistema educativo en red [Linda Castañeda y Jordi Adell (Eds)] Tendencias emergentes en educación con TIC [José Hernández, Massimo Penessi, Diego Sobrino, Azucena Vázquez (coord)] ¿Qué es un PLE? Jordi Adell? [video] por Jordi Adell Conectivismo y entornos personales de aprendizaje [video] por Fernando Trujillo y David Álvarez Créditos de las imágenes
  • 14. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 14 Por un uso responsable de las redes sociales por Víctor Cuevas Las redes sociales no son una moda efímera sino que han llegado para formar parte de nuestras vidas, o mejor dicho, la de los menores. Hablé de esto en el Taller de Aulablog13 en Donostia con Antonio Omatos del que he tomado los datos que presento. Compartimos con los profesores la nece- sidad de educar en el uso de Internet, en general, y de las redes sociales en particular, porque los menores están inmersos en un mundo en red, en el que las redes sociales forman parte importante de sus vidas. Nos encontramos, ciertamente, con un uso de Internet cada vez más precoz y un uso de las redes sociales cada vez mayor por parte de menores. Esta realidad incuestionable hace que la educación en el uso responsable de Internet y las redes sociales sea algo imprescindible. Los datos son tozudos Los menores usan Internet en múltiples lugares con una edad de comienzo en torno a las 9 años, según los datos del informe de la Fundación Telefónica del año 2012. Por otra parte, la conexión a Internet es prácticamente diaria. El tiempo medio de uso varía entre los 70 y 72 minutos. El auge de los teléfonos inteligentes (propiciado por la evolución tecnológica, la caída de precios y las tarifas planas) se visualiza en la adquisición a cada vez temprana edad de estos dispositivos. «Clase».Página14 ClasedecienciasenlaEscuelade Portland.Sept.1920 ArchivodelaBibliotecadeEkstrom. UniversidaddeLouisville
  • 15. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 15 ¿Qué hacen los menores en Internet? Los usos de Internet son variados, yendo desde el uso escolar, el juego, la consulta de información, el envío y recepción de correos. Es significativo, sin embargo, que la visita a perfiles de redes socia- les sea la actividad que se hace en mayor grado a partir de los 13 años, a pesar de las restricciones formales que existen para ello. De todos es sabido que la edad no está siendo un impedimento para que los menores accedan a las redes sociales y otros servicios web. Como veis en el gráfico, en Inter- net los menores hacen muchas cosas. Juegan, estudian, comparten, se comunican y se relacionan. Dado que están en las redes, enseñarles a configurar correctamente la privacidad y que hagan un uso responsable de las redes sociales, es algo necesario.
  • 16. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 16 ¿Educar o ignorar el problema? Frente a la evidencia de que el mundo cambia rápidamente, algunos profesores optan por recurrir a los tópicos: “Yo nunca tuve móvil ni nada parecido…” “Las redes sociales son una pérdida de tiempo…” “Está prohibido traer el móvil a la Escuela, por tanto…” Estos profesores se sentirán identificados con Leo Harlem y su parodia en el Club de la Comedia. Estamos en la red. Vivimos conectados unos con otros (conocéis la famosa teoría de los seis grados de separación) y saber gestionar adecuadamente nuestra presencia en Internet es una de las tareas que ahora es necesaria. Podemos seguir la táctica del avestruz y esconder la cabeza o, sin comple- jos, educar en el uso responsable de Internet y las redes sociales. Sin embargo, el problema llega cuando, por primera vez, la gran mayoría de los docentes no saben usar las redes sociales y no son expertos en unos contenidos que “deben transmitir a los alumnos”. Su ausencia de control, seguri- dad y dominio, así como la ignorancia del problema, hacen que los problemas relacionados con la gestión de la identidad digital estén a la orden del día. Echad un vistazo a este vídeo para saber de qué estoy hablando. Algunos recursos La gestión de la identidad digital es el objeto del trabajo que realizo con Antonio Omatos y otros compañeros desde hace algún tiempo. Los ámbitos van desde la creación de materiales, difusión de herramientas y la formación de profesorado para que puedan realizar el trabajo educativo sobre el uso de Internet. Mantenemos un site con recursos, un grupo colaborativo de Diigo y estamos traba- jando en el grupo de trabajo de Aulablog al que os animo a participar.
  • 17. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 17 Ciberconvivencia y educación en la era digital por Urko Fernández En una época donde casi todos nuestros alumnos han nacido en el siglo XXI, nosotros, los profesores del siglo XX, debemos perder el miedo y descartar algunas metodologías del siglo XIX para poder aprender a integrar y convivir con las redes sociales y las TIC en el aula; los llamados nativos di- gitales acabarán siendo huérfanos digitales si no conseguimos adaptarnos a unas tecnologías que después de varias décadas, han demostrado que han llegado para quedarse. Con este panorama, no cabe duda que profesorado y alumnado se encuentran enfrentados en una batalla que no tiene porqué tener perdedores, y que no es más que síntoma de un cambio que lleva tiempo resistiéndose y que parece por fin va a ocurrir. Un cambio que hará que las aulas pasen de ser un lugar limitado por cuatro paredes a un espacio donde el proceso educativo no tendrá limitaciones geográficas y temporales. El límite lo pondrá la imaginación de quienes lo habiten. La realidad es que los más pequeños no separan tanto entre lo digital y lo físico, ya que viven, cre- cen y aprenden tanto dentro como fuera de la red sin diferenciar las relaciones que en un contexto u otro realizan: las personas no dejan de ser personas por estar detrás de una pantalla, por lo que es necesario trabajar la convivencia en la red para evitar conflictos y riesgos derivados de su uso. Conocer bien cada tecnología y cómo se vive en ella es, por tanto, condición sine qua non para evitar riesgos y afrontar los retos que este nuevo espacio de convivencia ha traído. La escuela hace tiempo ha dejado de ser un edificio y a día de hoy es posible llevársela en el bolsi- llo. Es por ello que conocer bien lo que ocurre dentro y fuera de la escuela, y dentro y fuera de la red, ayudará no sólo a resolver conflictos cuando los haya, sino que también permitirá aprovechar el potencial que las redes y las TIC nos proporcionan. Conocer cómo hacer un buen uso de las redes y la importancia de educar a través de las mismas, evi- tará que tengamos huérfanos digitales, y que nosotros nos convirtamos en ermitaños analógicos. En un mundo que cada vez apuesta más por la digitalización e integración con la tecnología, mejorando la calidad de sus servicios, procesos y espacios de socialización y entretenimiento, sorprende que en el entorno en el cual se educan las nuevas generaciones no se quieran aprovechar los beneficios de algunos de estos avances tecnológicos. Los adultos tendemos a demonizar y prohibir aquello que desconocemos y no sabemos controlar. Sin embargo, perderle el miedo al cambio y motivarse para aprender y mejorar son la única forma de aceptar una nueva realidad que nos conecta como nunca con nuestro entorno. «Familia»Página17 CuartodeestarenBroadChannel. NewYork.1910 TheLibraryofCongress
  • 18. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 18 Si las redes sociales, los teléfonos móviles y los videojuegos son tan atractivos para los estudiantes, y se ha demostrado que son tecnologías que pueden utilizarse en el aula con fines educativos, tan solo falta motivar y acompañar al profesorado para que se unan a la promoción de nuevas competencias para una sociedad cada vez más conectada. Nos encontramos ante un mundo cada vez más rico en posibilidades, y sin embargo hemos dejado que los nativos digitales apliquen la ley del mínimo esfuerzo, conformándose con resultados cada vez más pobres que aparentemente servían para cumplir con la papeleta. Si queremos que los estu- diantes se esfuercen, habrá que aprender a utilizar y aprovechar las redes y las TIC para poder guiar y evaluar a los alumnos a lo largo del proceso educativo. No sabemos cuál será el mundo ante el que nos enfrentaremos de aquí a una década, ni cuáles serán los papeles que desempeñarán nuestra futura ciudadanía, pero sabemos que requerirán unas com- petencias digitales que pasarán por comprender el ciberespacio y las TIC como medio y forma que posibilitará otras formas de aprender.
  • 19. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 19 Educación conectada: la comunicación en tiempos de redes por Lorena Fernández El título de este post es una vil copia del curso convocado por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte y la Universidad Internacional Menéndez Pelayo: Educación conectada: la escuela en tiem- pos de redes [programa]. Los que estamos fuera de esos límites difusos que nos pone la etiqueta “nativos digitales”, segui- mos dando vueltas a aquello de la identidad digital recursivamente sin percatarnos de que, los que vienen por detrás, ya no se lo plantean y nos miran con caras raras. Su identidad digital está ya más que asumida y dan por hecho también que la identidad digital de las instituciones que les rodean deberían ser así. Por eso ya no les vale que esa identidad tenga vacaciones o fines de semana, ni que opere de 9 de la mañana a 7 de la tarde. Se acabaron los horarios. Igualmente se asombran cuando en las encuestas de acceso a la universidad se les pregunta si usan redes sociales y cuáles. Es como si a nosotros nos preguntaran si vamos a los bares y cuáles son los que más frecuentamos. Las cuentas de resultados en estos tiempos convulsos están desviando nuestro rumbo para convertir a los centros educativos en un “captador” de estudiantes, haciendo que confundamos con frecuen- cia comunicación con marketing. Y no solo eso: valoramos más la comunicación hacia afuera que la interna. Sin embargo, en esa comunicación interna radica el éxito: con ella se crea la fidelización entre los estudiantes y la institución, se co-crea al descubrir caminos donde “juntas gente y pasan cosas” e incluso la empatía deja de ser una palabra desconocida para convertirse en una actitud. La comunicación en tiempo de redes va madurando poco a poco, aunque aún muchos creen que esto es un juego que pasará de moda. Siempre que escucho un comentario en esta línea recuerdo una vivencia de hace ya unos cuantos años, cuando las cámaras de fotos digitales estaban asomando las narices. Me desplacé a una tienda de fotografía de las de toda la vida y les pregunté por los modelos que tenían. Cual fue mi sorpresa al recibir la siguiente contestación: “Nosotros no tenemos cámaras digitales y no vamos a venderlas. Eso es una moda pasajera que no podrá con el modelo de los ca- rretes”. Hoy esa tienda ha desaparecido. Así que como de juego no tiene nada, habrá que hacer las cosas con premeditación y alevosía: con un plan de comunicación digital que responda a las princi- pales preguntas: ¿a quiénes? ¿dónde? ¿qué? ¿para qué? y con capítulos especiales para crisis digitales y métricas sociales que nos indiquen si esas preguntas se están respondiendo de manera adecuada. Además, habrá que tener en mente que la identidad de una institución (fijaos que no he puesto el apellido digital por detrás) la conforman todas las personas que pertenecen a la institución. Así que tenemos entre manos un puzzle distribuido y de muchas piezas. ¿Te animas a montarlo? «Coche.TV».Página19 TelevisionenuncocheFord.1965 VíaRetropotamus
  • 20. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 20 Aprender en red, trabajar en red por Julen Iturbe Supongo que el sistema educativo debe ser un pilar fundamental para desarrollar ciertas compe- tencias útiles para afrontar la vida que hemos organizado a estas alturas de partido. A veces da la sensación, no obstante, de que la educación es aquello que se diseña y sucede sólo dentro de las ins- tituciones académicas. Como lo es trabajar: aquello que sucede dentro de las instituciones que dan empleo, da igual que sean administración pública, empresa privada o tercer sector. Pero educación y trabajo han desbordado los continentes en que se constreñían. Zygmunt Bauman no se cansa de vender libros sobre la modernidad líquida en que nos movemos. Los sólidos, sean edificios o aulas, se diluyen por las presiones del conocimiento que va y viene. Un conocimiento entendido como pensamiento, emoción y acción. En este mundo líquido las ideas van y vienen, salen y entran de las aulas. Fuera de ellas la vorágine de estímulos informativos desborda nuestra capacidad de atención. Y en el trabajo... en el trabajo, los empleos no van y vienen; parece que solo se van. Richard Sennett dibuja un mundo donde las empresas han perdido peso como vertebradoras de nuestras vidas. ¿Lo puede ser, en su lugar, nuestra profesión? En el altar de la eficiencia y la compe- titividad las empresas sacrifican los lazos fuertes con sus personas. No hay nada a largo plazo. Solo si las cosas van bien seguiremos unidos. Si van mal, no queda sino la separación. Pero el trauma se lo suele quedar quien tiene que volver a la carretera a buscar otro vehículo en el que rellenar su autoestima y su hucha. ¿Cómo se diseña un proceso educativo para que sea coherente con estos nuevos tiempos de capita- lismo sin empleo? Lo sencillo es utilizar dos ejes: cada cual debe conseguir una máxima empleabi- lidad y, además, cada cual debe buscar el calor de sus semejantes. Fuera, en soledad, hace frío, mucho frío. Solidaridad como manera de construir resiliencia ante los tiempos duros en que vivimos. La alternativa P2P es, cada día, más y más posible. Saltarse a los intermediarios es una tentación. porque, como dice Richard Sennett en La corrosión del carácter: «¿Quién me necesita?» es una cuestión de carácter que sufre un cambio radical en el ca- pitalismo moderno. El sistema irradia indiferencia. Juan Freire ha escrito bastante sobre la empresa como interfaz, como una manera de acceder a clientes.Clay Shirky tiene todo un libro respecto a cómo y por qué organizarse sin tanta necesidad de «Trabajadoras».Página20. Mujeresaprendiendoamecanografiar. 1921
  • 21. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 21 organizaciones. Porque cuando el mundo se licua no hay mucha tabla de salvación a la que agarrarse, es más una cuestión de cómo surfear las olas que llegan y no tanto de construir amarres seguros a los puertos. Así que si las empresas y las administraciones juegan a la eficiencia y consideran que si pueden redu- cir el número de recursos humanos, mejor, entonces, ¿cómo debemos enfocar la educación primero y la profesionalidad después? Parece que el sistema educativo se ve traspasado por la idea de apren- dizaje para toda la vida… por si acaso. Lifelong Learning, el nuevo mantra que pone sobre aviso: no terminarás nunca de aprender. Si lo haces, tu falta de empleabilidad puede conducirte a la pérdida de tu más preciado tesoro. Sí, hablo de la autoestima. Por todo lo anterior, una táctica posible es la de compartir lo que hacemos. Pero esto es fácil de de- cir y no tanto de llevar a la práctica. De acuerdo, estamos en la sharing economy. Wikipedia ya la ha bendecido. Es una realidad, con sus ejemplos, con sus teorías, sus libros, sus esquemas, sus artículos en medios masivos de comunicación y en blogs alternativos. Pero como el río baja con tanta agua, creo que conviene pensar y ver cómo y de qué manera se pone uno con la faena. El sistema no es inocente. El sistema provoca determinadas conductas e inhibe otras. Share por de- fecto es la propuesta que nos trae el mundo moderno. Las competencias para compartir parece que nos asaltan a través de la tecnología. Si te descuidas compartes hasta tus secretos más íntimos. La red, compartir, colaborar, cooperar. Todo era bonito hasta que, como diría Gilles Lipovetsky, llega- mos a la hipertrofia. Bueno, más fácil, porque nos sirve el refranero popular: tanto va el cántaro a la fuente que al final se rompe. ¿Qué se ha roto? En parte la confianza en que “compartir” es inherentemente positivo. Ahora ca- balgamos a lomos de un mundo paradójico. Individualismo en red, individualismo colectivo, enfoque glocal. La hipérbole del ego: una sociedad en la que cualquier puede ser estrella. A golpe de tweet o mediante un video casero. La pantalla global nos expone ante el mundo. Ya no intimamos sino que estimamos, compartimos la privacidad. Con nuestra red y gracias a la inestimable intermediación de grandes empresas multinacionales que procesan lo que somos a golpe de bit. Somos yottabytes y ellos lo saben. El negocio está ahí. Así que estas sesiones que hurgan en el aprendizaje y el trabajo en red quieren proporcionar una mirada crítica a todo este panorama. Sí, no queda otra que colaborar, que compartir, pero conviene izar la bandera del sentido crítico. Es tensión pero creo que es bienvenida. Vamos a tratar de descri- bir el trabajo que observamos ahí fuera en la sociedad en que vivimos: ● ¿Cómo es esa terra incógnita llamada empresa donde el éxito es el rey y la competitividad su consorte? ● Si desaparece el empleo tal como lo conocimos, ¿qué sentido tiene el trabajo? ¿Levantamos un pedestal al emprendizaje para regocijo de quienes dicen que nos gobiernan? ● ¿Se trabaja en red ahí fuera en esos lugares (o quizá no-lugares) llamados empresas o debemos organizar otra manera de enredarnos al margen de la interfaz empresa? Como son preguntas complejas con respuestas que conducen a más preguntas, trabajaremos tam- bién sobre tres ejemplos prácticos: Aprendices, #redca y la comunidad de práctica de contratación pública. Son dos sesiones, una por la mañana, para hurgar en cómo es ese trabajo de hoy en día y de qué manera podemos abordarlo desde la educación. La otra, la de la tarde, para repasar esas tres expe- riencias concretas que os cito. Espero que sea material suficiente como para mover neuronas.
  • 22. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 22 Escuelas conectadas. Escuela en red por Charo Fernández A modo de introducción… Escenario 1. Subo al metro. Miro a mi alrededor: me encuentro con una multitud de personas ab- sortas en sus pantallas. Diferentes dispositivos, pero actitudes similares. Un chico habla a gritos por su micrófono, se pierde la cobertura y parece estar poseído. Me hace gracia. Caigo en la cuen- ta de que casi nadie lleva lectura en papel. Escenario 2. Llego a casa. Mis chicos están en el salón. Uno juega a la Play con alguien que se ha dejado el micro abierto y sus voces se escuchan en la habitación. En la mesita está el ipod touch con el whatsApp pitando intermitentemente. El portátil abierto emite música, imagino que de Spo- tify. Mientras, mi hija está absorta mirando su móvil: ¿qué leerá con tanto entusiasmo? WhatsAap, twitter , tuenti, facebook… cualquier cosa.. de repente se levanta y sale pitando ¡he quedado para dar una vuelta! Escenario 3. Voy a una conferencia. Entre los asistentes la mayoría lleva tableta, móvil o portátil. Detrás de la mesa del ponente se pueden ver dos pantallas para mostrar simultáneamente el twit- ter y la presentación. Pienso: diferencias y similitudes que hay en este espacio con mi clase. Escenario 4. De camino a casa, paso por un parque en el que se suele hacer botellón. Un grupo de chicas están sentadas, apiñadas en el único banco que hay en los alrededores. Todas tienen las dos manos ocupadas: en una sujetan un vaso y en la otra el móvil. Hablan, teclean, ríen… Sociedad conectada. Sociedad en red ¿Reconoces los escenarios anteriores? Seguro que se te ocurren muchos escenarios similares en los que el hilo común es que en nuestra vida diaria estamos interconectados, “enchufados”como dicen algunos. Sin casi darnos cuenta estar conectados a través de la red se ha vuelto algo cotidiano, co- mún, lo hemos incorporado a nuestras vidas como un elemento más de nuestra existencia. He comentado algunos ejemplos, pero la lista puede ser interminable: programas de televisión, oficinas, autobuses, conciertos, exposiciones, bares, quioscos de prensa, en cualquiera de estos espacios nos encontramos con la posibilidad de interactuar con otros y de conectarnos, de opinar y de participar de la conversación. Pero ¿qué pasa en nuestras escuelas? ¿qué pasa en nuestras aulas? «Clasedequímica».Página22. Clasedeciencias.ca1920’s. MuseoElyInglaterra
  • 23. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 23 ¿Nuevas tecnologías? ¿Pedagogías emergentes? Desde que aterricé en esta profesión, hace dieciocho años, estoy escuchando hablar de la revolución que supone, o debería suponer, la introducción de las nuevas tecnologías de la comunicación en el aula. La realidad en la que me muevo me cuenta otra historia: las TICs ya no son nuevas, y por sí solas no tienen capacidad de cambiar el aula. Se puede seguir haciendo lo mismo de la misma manera con otras herramientas. Está totalmente demostrado. Por otro lado, hay un debate muy interesante sobre formas diferentes de aprendizaje que inten- tan preparar a los estudiantes para la sociedad en la que vivimos y que se engloban dentro de las llamadas metodologías activas. En esta línea nos encontramos con el aprendizaje cooperativo, el aprendizaje basado en problemas y el aprendizaje-servicio. Propuestas muy a tener en cuenta y que se están empezando a implantar en algunos centros y por algunos docentes. En esta línea es muy interesante el trabajo de Alfredo Hernando en Diseñando la escuela del siglo XXI: design thinking e innovación educativa. Escuelas conectadas. Escuela en red ● ¿Qué pasaría si conectamos nuestras aulas a la red? ● ¿Qué podemos conseguir si incorporamos los dispositivos móviles en nuestra práctica diaria en el aula dentro de nuestros proyectos? ● ¿Qué pasaría si aplicamos estas nuevas formas de enfocar el aprendizaje, PBLs, APS, ABP, IM, con escuelas interconectadas entre sí? El tándem formado por el uso de nuevas metodologías en las que se incorporen de manera transpa- rente la tecnología es una apuesta esperanzadora. Nos queda mucho recorrido por hacer aún: hay experiencias de aula y buenas prácticas documenta- das, pero están aisladas, sin conectar con el proyecto educativo del centro. Por otro lado existen en la red diversas categorizaciones de herramientas y aplicaciones que inten- tan orientar al docente sobre sus posibilidades didácticas, (la taxonomía de Bloom o la rueda de la pedagogía ) Sin embargo, se echa en falta un estudio riguroso de cómo unir de manera eficaz y trans- parente las posibilidades que nos brinda la web 2.0 y los dispositivos móviles con las metodologías activas de aprendizaje. Y, por supuesto, hace falta un debate en profundidad de cómo evaluar los procesos de aprendizaje, planteando y respondiendo a las cuestiones de cuándo, quién y cómo se debe realizar dicha evalua- ción. No sería coherente cambiar el método y las herramientas sin cambiar la evaluación. Muchos retos por asumir, muchas preguntas que contestar pero, sin lugar a dudas, un momento emocionante en el que tenemos infinitas posibilidades para trabajar juntos, conectados, y en el que el cambio de modelo educativo es posible.
  • 24. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 24 10 razones para una educación conectada por José Luis Cabello 1. El uso de redes sociales forma parte de la competencia digital, que es una de las competencias clave para el aprendizaje en el siglo XXI. (Gutiérrez Martín Tyner, 2011) 2. Integrar los medios sociales y entornos virtuales de aprendizaje en el aula es una necesidad para que no aumente la brecha digital. Los estudiantes utilizan medios muy diferentes para gestionar información y aprender dentro y fuera del aula. (Buckingham, 2008) 3. No podemos seguir enseñando en el siglo XXI igual que en el siglo XIX. Para una enseñanza de calidad es necesario integrar los nuevos medios de gestión de información y comunicación global, en los que las redes sociales son una parte importante. (Irazábal, 2012) 4. El docente debe desarrollar la competencia digital necesaria que permita apreciar la necesidad de incorporar los nuevos medios para un aprendizaje más eficaz y actualizado. (Gil Mediavilla, 2013) 5. El problema no es tanto de ordenadores como de conectividad. Los estudiantes están conectados fuera del aula y utilizan de forma habitual las redes sociales. (Gisbert Esteve, 2011) 6. Para aprovechar de forma eficaz los entornos virtuales de aprendizaje y medios sociales es ne- cesaria una nueva orientación pedagógica. El alumno debe tener un rol más activo y creativo en su aprendizaje. Los docentes debemos proponer proyectos de aprendizaje bien diseñados, signi- ficativos, y guiarles en los retos que se planteen y la resolución de problemas en colaboración / conexión con otros. (Badía Monereo,2008) 7. La capacidad de localizar y procesar información, de conectarse con nodos o fuentes especiali- zadas, es más importante que lo que sabemos en un momento dado. La alimentación y manteni- miento de conexiones es necesaria para facilitar el aprendizaje continuo. (Siemens, 2007) 8. La educación conectada es necesaria para desarrollar nuevas capacidades como filtrar y clasificar la información de la Web, participar y compartir en comunidades virtuales, entender los códigos comunicativos propios de los contextos digitales, editar contenidos digitales, crear y gestionar una identidad digital propia. (Álvarez, 2012) 9. El flujo de información dentro de una organización es un elemento importante para la efectividad organizacional. Crear flujos de información, gestionarla y distribuirla colectivamente son activida- des clave en las organizaciones. También en los centros educativos, que obtendrían importantes beneficios al incluir un plan de uso de medios sociales en su proyecto educativo. (De Haro, 2012) 10. La conectividad de las personas permite el intercambio y discusión de nuevas ideas y favorece la innovación. (Freire et al., 2009) «NiñosGlobo».Página24. Lasmisionespedagógicasdelos hermanosPizarro VíaRTVE
  • 25. educaciónconectada LAESCUELAENTIEMPOSDEREDES 25 Recursos educación conectada Página de recursos del Curso Educación conectada: La escuela en tiempos de redes Grupo Diigo con recursos sobre el Curso de Educación conectada: La escuela en tiempos de redes Tendencias emergentes en educación con TIC. Coordinadores: José Hernández, Massimo Penessi, Diego Sobrino, Azucena Vázquez. Editado por Espiral. Barcelona 2012 32 Tendencias de cambio (2010-2020). Juan Freire y Antoni Gutiérrez-Rubí. Prólogo de Francis Pisani. 2010 Entornos Personales de Aprendizaje: Claves para el ecosistema educativo en red. Linda Castañeda y Jordi Adell. Marfil. Alcoy. 2013 Del aprendizaje en red a una red de aprendizaje. Cristóbal Suárez Guerrero. El tintero, 3 (10) Universidad virtual del TEC de Monterrey. ITSEM. Méxi- co. 2003 Conectivismo: Una teoría de aprendizaje para la era digital. George Siemens. 2004 Seguridad e identidad digital. Ponencias congreso CITA. Abril 2013 Identidad digital y redes sociales con menores. Google site de recursos editado por Antonio Omatos y Víctor Cuevas ¿Qué es un PLE? [video] por Jordi Adell Conectivismo y entornos personales de aprendizaje [video] por Fernando Trujillo y David Álvarez Connected Learning (web) Pew Internet Research Project Education (web) Project Based Learning for the 21st century (web) Framework for 21st century learning (web) Razones para una educación conectada (documento colaborativo) Nota: Los autores de este documento han sido ponentes de un curso UIMP en convenio con MECD.

×