CONECTATE 086: NAVIDAD

1,040 views
935 views

Published on

¡Los siguientes artículos te deleitarán y ayudarán a abrirle el corazón a Dios y sentir Su amor y Su alegría que en esta Navidad!

Published in: Spiritual
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
1,040
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2
Actions
Shares
0
Downloads
14
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

CONECTATE 086: NAVIDAD

  1. 1. Con ctate CAMBIA TU MUNDO CAMBIANDO TU VIDA QUÉ NOS PIDE JESÚS PARA NAVIDAD 6 regalos ideales para el hombre más rico del universo ¿TEMPORADA DE TRAJÍN O DE REFLEXIÓN? «¡Quiero mirar a Jesús!» ¿BUSCAS PAZ? Acude directamente a la fuente
  2. 2. Con ctate A NUEsTROs AMIgOs Disponemos de una amplia gama de libros, casetes, compactos y videos que alimentarán tu espíritu, te infundirán ánimo, ayudarán a tu familia y proporcionarán a tus hijos amenas experiencias educativas. Escribe a una de las direcciones que se indican a Ya es tradición en mi familia cantar a todo continuación o visítanos en: pulmón en Navidad un villancico que descu- www.conectate.org brí hace años en la empolvada colección de México: discos de una amiga. Reza la letra: «¡Resue- Conéctate nen los instrumentos, alégrese el mundo, Apartado Postal I-719 que Jesús nació!» Esas palabras de júbilo encarnan el espíritu de Mitras Centro estas fechas. Monterrey, N.L., 64000 conectate@conectate.org Una noche, más de dos mil años atrás, en los montes cerca- (01-800) 714 47 90 (número gratuito) nos a Belén de Judea, un ángel anunció a un grupo de pastores (52-81) 81 23 06 05 alarmados: «Os doy nuevas de gran gozo, que será para todo el (52-81) 81 34 27 28 (fax) pueblo» (Lucas 2:10). Argentina: Esa bien podría ser la declaración más trascendental de la Casilla 10 Historia desde que Dios dijo; «Haya luz» (Génesis 1:3, BJ). Me Correo de Mendoza asisten dos razones poderosas para decir esto. M- 5500 conectateconosur@conectateac.com Primero, que las buenas nuevas son en realidad la noticia más alentadora de que se puede tener conocimiento. Al enviar a Jesús, Colombia: Conéctate Colombia Dios nos allanó el camino de regreso a Él. Apartado Aéreo 85178 Segundo, que se trata de una proclamación universal del único Bogotá Ser realmente dotado de autoridad universal. Dios es Padre de conectate@coldecon.net.co todos nosotros; de ahí que cuando envió a un ángel con nuevas (1) 758 62 00 para «todo el pueblo», no se refería sólo a todos los cristianos, ni Chile: a toda la gente buena, ni a ningún otro grupo selecto. Eran para Conéctate todas las personas, por muy malas, por muy jóvenes, por muy Casilla de correo 14.702 Correo 21 viejas o muy distintas que fueran, incluso por muy alejadas de Santiago Él que estuvieran. El mensajero celestial fue claro: la noticia era (09) 94 69 70 45 para «todo el pueblo». Europa: Seas quien seas, estés donde estés, la noticia es también para Activated Europe ti. Dios viene a nuestro encuentro cada día y seguirá haciéndolo Bramingham Pk. Business Ctr. una vez pasada la Navidad. Sin embargo, no hay momento más Enterprise Way Luton, Beds. LU3 4BU oportuno para abrirle tu corazón y sentir Su amor y Su alegría Inglaterra que el presente. activatedeurope@activated.org ¡Todo el personal de Conéctate te desea una maravillosa Navi- (44-0) 845 838 1384 dad en compañía de tus seres queridos! Estados Unidos: Activated Ministries P.O. Box 462805 Gabriel, en nombre de ConéCtate Escondido, CA 92046–2805 info@activatedministries.org (1-877) 862 32 28 (número gratuito) A ño 8, número 12 Diciembre de 2007 © Aurora Production AG, 2007. http://es.auroraproduction.com Director Gabriel Sarmiento Es propiedad. Impreso en Taiwán por Chanyi Printing Co., Ltd. D iseño Giselle LeFavre A menos que se indique otra cosa, todas las frases textuales de las ilustrAciones Doug Calder Escrituras que aparecen en Conéctate provienen de la versión Reina-Valera ProDucción Francisco López de la Biblia, © Sociedades Bíblicas Unidas, 1995. www.conectate.org | CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1
  3. 3. Sencillo, pero memorable E L díA dEL CUmPLEA- ñoS de mi madre me puse a pensar en ella y me di cuenta de que mi infan- cia estuvo marcada por algo tamos palomitas de maíz en un hilo que colgamos del árbol. Para fines de diciem- bre ya casi no quedaban palomitas, pues un ratoncito, muy particular: los momentos ingeniosamente disfrazado de A R Ro P IH que pasábamos todos juntos. niñita de tres años con cole- R CA Más concretamente evoqué tas, se dedicaba a comérselas las Navidades de mi niñez. cuando nadie miraba. Lo principal de cada recuerdo También hubo una no era la cantidad o el valor Navidad, cuando tenía 9 años, de los regalos que recibimos en que, al levantarnos por la en aquella ocasión, ni las mañana, mis cinco hermanas celebraciones mismas, sino y yo nos encontramos con más bien las cosas sencillas. una sorpresa: una fila de Hubo una Navidad en que cajas blancas de zapatos, cada pusimos empeño por hacer una con el nombre de una cosas juntos en familia. Pre- de nosotras y con algunos paramos un nacimiento con artículos que necesitábamos una vieja tabla que cubrimos o con los que podíamos de pinos en miniatura y jugar. Había cuerdas para figuritas hechas y vestidas por saltar, chirimbolos de todo nosotros mismos. tipo, un cepillo para el pelo, Otro año, la fría casita horquillas, pequeñas prendas por otra, su fe en Jesús y en la en que vivíamos se llenó de de vestir… de todo un poco. Palabra de Dios, que nos lle- calor gracias a un cassette Para nosotras, que éramos varon a descubrir la salvación de villancicos —el primero hijas de misioneros, ¡esos y a adoptar como propósito que tuvimos los niños— y regalitos nos cayeron de en la vida la misión de llegar la alegría de encontrarnos perlas! al corazón de los demás y naranjas en las botas que El recuerdo de tantas conquistarlos con el amor del habíamos dejado en la bellas ocasiones me motivó a Señor. sala, además de nueces y esforzarme para que mis dos Es cierto que no poseía- pasas envueltas en papel de hijos también conozcan ese mos mucho, pero teníamos al aluminio. Ese año decoramos mismo cariño y emoción esta Señor y nos apoyábamos unos un árbol con adornos caseros Navidad. Quiero que tengan a otros. Ese era el secreto que hacían alusión a los dones recuerdos entrañables de estas de que nuestras Navidades del Espíritu: amor, gozo, fechas. Y entonces caí en la fueran las más felices que yo paz, paciencia, benignidad, cuenta de que lo que confirió pudiera imaginar. / bondad, fe, mansedumbre y a aquellos momentos un valor templanza (Gálatas 5:22,23). particular fue, por una parte, CARI HARRoP ES Otra Navidad, cuando yo el amor de mis padres y el mISIonERA dE LA FAmILIA era aún más pequeña, ensar- tiempo que nos dedicaban; y InTERnACIonAL En LA IndIA. CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1 | www.conectate.org
  4. 4. VIRGInIA BRAndT BERG ¿TEMPORADA DE TRAJÍN O DE REFLEXIÓN? H ACE VARIAS nAVIdAdES ESTABA yo en la puerta de un moderno centro comercial admirando un precioso pesebre que exhibían en una vitrina cuando pasaron presurosas una madre y su hijita. Al Su nacimiento es la esencia de la Pascua. Los obsequios que nos hace —paz, amor y alegría de corazón— consti- tuyen la magia sustancial de ciones de la Navidad recalan pacíficamente en nuestro corazón cuando nos detene- mos un momento y, guar- dando silencio, pensamos en ver el atractivo nacimiento, la niñita tomó de la Navidad. Con los brazos Él. En efecto, prescindir de la mano a su madre y exclamó: extendidos nos ofrece esos Él es desaprovechar la única —¡Mamá, mamá! ¡Quiero mirar a Jesús! presentes diciéndonos: «Venid alegría auténtica y duradera Pero la madre, agobiada, le respondió que a Mí. Yo os haré descansar. y el único amor perfecto que aún no habían hecho ni la mitad de las com- Aprended de Mí, y halla- podemos hacer nuestro en pras y que no tenían tiempo para detenerse. réis descanso para vuestras esta vida y compartir para Se alejó, pues, llevando a rastras a su hijita, almas» (Mateo 11:28-30). siempre. que quedó visiblemente decepcionada. Sin embargo, nunca accede- ¿Por qué no hacer un alto Las palabras de aquella niña me resonaron remos a esos regalos si sólo y disfrutar —realmente en los oídos durante mucho tiempo. «¡Quiero pensamos en abrirnos paso a disfrutar— de la esencia de mirar a Jesús!» Pensé en todo el ajetreo que empellones, listas de compras la Navidad? Reduzcamos había vivido en aquella Navidad, época en y quehaceres en mano, dema- nuestras listas de quehaceres. que nuestro ya vertiginoso ritmo de vida se siado ocupados para detener- Disfrutemos de la belleza. acelera aún más en medio de la vorágine de nos y advertir siquiera que Él La Navidad entraña muchas las compras. ¿Cuántos minutos había pasado se encuentra ahí mismo. cosas maravillosas y muchos comprando, preparando adornos y cocinando Reza un viejo refrán: «En aspectos encantadores. Sería en los días previos a la Nochebuena? Y por noche tormentosa no cae lamentable perdérnoslo todo otra parte, ¿cuántos había dedicado a Aquel rocío». Asimismo, difícil- por andar envolviendo esto y cuyo nacimiento y vida constituyen el autén- mente experimentaremos el aquello, corriendo a conseguir tico significado de esta fecha? solaz y el gozo de la proximi- un último detalle, cocinando Jesús está siempre cercano a nosotros. Él dad a Jesús si estamos embar- tal y cual plato y enfrascán- «está a mi diestra», y es «más unido que un cados en una frenética carrera donos en cantidad de prepa- hermano» (Salmo 16:8; Proverbios 18:24). En para lograr esto y lo otro. El rativos para el festín. Es decir, cualquier momento podemos hablar con Él. rocío del Cielo y las bendi- por abarrotar la Navidad www.conectate.org | CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1
  5. 5. SEÑOR, PERDÓNANOS La víspera de navidad estuvo llena de incidentes, algunos de ellos desagradables. Papá parecía sobrecargado de preocupacio- nes, no sólo de paquetes. La ansiedad de ¡S e mamá llegó al límite varias veces a lo largo v ive en l la Nav i del día. En cualquier lugar donde se pusiese as da e n l t ie nd a s d la niñita, estorbaba. Finalmente la manda- en l as c , a a g a l le s y ron a la cama. El frenético ¡ p e r l om e r a trajín de las actividades o la c ió n N ; auté av idad navideñas la había puesto es la nt ic q ue a nerviosa. Cuando se arro- en e l le l c o r v a mo s dilló junto a su lecho para A n ó a z ón ! rezar el Padrenuestro, se n Imo confundió y dijo: «Perdóna- nos nuestras navidades». Al observar en estas fechas a los tensos e inquietos compradores, a uno casi le entran ganas de decir como aquella chiqui- lla: «Perdónanos nuestras navidades». AnónImo de tantas cosas innecesarias. plenitud no tienen por qué Jesús, cada jornada me propongo Mejor es detenernos a saborear sernos esquivas. Están a pasar tranquilos ratos a Tu lado, las cosas que importan en la nuestra entera disposición saborear esa paz que me has dado, vida en lugar de precipitarnos estas Navidades: basta con oír Tu dulce voz con desahogo. hacia la Navidad con tal furia que demos un espacio a Jesús que al llegar por fin el Año en nuestra alma y en nuestra En un lugar ameno y apartado Nuevo suspiremos con alivio: realidad cotidiana. desechar los afanes de esta vida, «¡Sobreviví a las fiestas!» Permíteme pasar unos dar fuerzas a mi alma alicaída, Jesús vino para bendecir minutos con Jesús. Él es el desterrar la borrasca y el enfado... nuestra vida. Por eso alma misma de la Navidad. celebramos la Navidad. Él Quiero que la celebración de Un lugar de serenidad y confianza dijo que había venido para Su nacimiento me conmueva en el que sólo Tú puedes surtirme que tuviéramos vida y de formas nuevas este año. de aquello que preciso sin tardanza, para que la tuviéramos en Quiero descubrir los regalos abundancia (Juan 10:10). que Él me concedió hace de esa bendición básica y sublime... El apóstol Pablo añade: tanto tiempo. Quiero parti- un lugar de reposo y alabanza «Tenemos paz para con Dios cipar más íntimamente de la donde mi ser descanse y se ilumine. / por medio de nuestro Señor Navidad, asemejándome más Jesucristo» (Romanos 5:1). a Él. Quiero parar un ratito La paz y la vida en toda su para mirar a Jesús. CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1 | www.conectate.org
  6. 6. Nunca olvidaré aquel poema y la feli- cidad que sentimos al recitarlo delante de nuestros papás y amigos. Como era pequeña, me figuraba que los tres chiqui- llos tendrían más o menos la misma edad que yo, y me parecía fantástico que se hubieran curado aquella magnífica noche. A veces me pongo a pensar en cuántas vidas han sido transformadas por el naci- miento de Cristo… seguramente muchas más de las que nos imaginamos. Siglos atrás, un hombre recorrió el camino que conducía a Belén tirando de un burro que cargaba a su esposa embarazada. Nueve meses antes, su vida había dado un vuelco, para peor, o al menos así le pareció en aquel momento. Sin embargo, vio un rayito de esperanza: luz se le había prometido, en un sueño, que ARIAnA KEATInG todo saldría bien. Se aferró a aquella promesa, no perdió la fe, rezó y esperó pacientemente. Aquella noche, todos sus temores se desvanecieron. Al ver al Niño recostado en el pesebre, José sintió que su alma atribulada se inundaba de paz. En los montes que circundaban la aldea LA de Belén, un humilde pastor cuidaba sus ovejas por la noche. Para él la vida ETERNA era dura. Tenía que pagar sus tributos y mantener a su numerosa familia. Su país se hallaba ocupado por un ejército extran- jero, y él ansiaba el día en que sería libre. Aquella noche, sentado bajo un esplén- dido cielo estrellado, le pidió a Dios una C UAndo TEníA SEIS AñoS, para solución para sus dificultades, tal como Navidad la maestra enseñó a nues- lo había hecho a diario desde que tenía tra clase un poema que se titulaba memoria. Pero aquella vez sus oraciones Una leyenda olvidada. Narra la historia de hallaron respuesta. Al contemplar al Niño tres niñitos que fueron a ver a Jesús. Uno dormido en el pesebre, supo que por dis- era ciego, otro mudo, y el tercero cojo. posición del Cielo a la larga todo saldría Pese a sus limitaciones físicas, los tres se bien. Aquella noche su vida se llenó de luz. ayudaron mutuamente para llegar hasta Hubo también un sabio en Oriente cuya el pesebre donde estaba Jesús. Viendo el ansia de la verdad y del significado de amor que había entre ellos y su ferviente la vida lo había llevado a escudriñar los deseo de adorar al recién nacido Rey, cielos nocturnos en busca de una señal. Dios les concedió un inusitado regalo: los Pese a todos los conocimientos que poseía sanó. y a la vasta fortuna que había acumulado, 6 www.conectate.org | CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1
  7. 7. deseaba algo más. Así, recurriendo a toda su habilidad y destreza, los escudriñó una vez más, para ver si descubría la paz interior y el cumplimiento de su anhelo. El misterio comenzó a desentrañarse UNA LEYENDA OLviDADA cuando divisó una espléndida estrella CHARLES BAnCRoFT nueva que anunciaba el nacimiento de nuestro Salvador, la misma que a la postre Llegó a mis oídos la leyenda olvidada lo conduciría hasta el lugar donde se que quizá conocían los sabios de Oriente hallaba el Niño prometido. sobre tres chiquillos que fueron al alba El corazón de los seres humanos es a ver a Jesús con rostros dolientes. igual en todas partes del mundo. Para que la vida sea realmente plena, siempre El uno era ciego; el otro, tullido; habrá necesidad de amar y ser amado. y el tercero, mudo; no obstante, una estrella Después de dos mil años sigue habiendo los condujo al lugar donde había nacido muchas personas que esperan el cumpli- pocas horas antes la Criatura aquella. miento de su mayor deseo: la ajetreada madre pide siquiera unos instantes de ¿Cómo iba el Niño a mostrarse desatento serenidad tras un largo día de malabares y no responder con sonrisa sincera para dar abasto con el trabajo y la fami- al oír la plegaria de fe en su nacimiento lia; el ejecutivo tiene plazos que cumplir, y de alabanza por traer paz a la Tierra? cuentas que pagar y encima ha de compla- cer al jefe, pero sabe que en el fondo debe Suavemente una luz iluminó el establo. de haber una salida, algún medio de ali- El chiquillo impedido se puso de pie; viar la tensión y el estrés que lo asedian; el mudo cantó, despegando los labios; el estudiante, inseguro de su porvenir, ¡y el ciego contempló dichoso a su Rey! busca su lugar en la vida y anhela encon- trar a alguien que lo ayude a abrirse paso en este mundo plagado de incertidumbres. Para cada uno de ellos, la respuesta es la misma que descubrieron los personajes de aquella noche, siglos atrás, en Belén. El amor que llenó el corazón de quienes necesitaban esperanza, fe y consuelo hace dos mil años aún puede satisfacer a los buscadores de hoy. Permite que el amor de la Navidad brille en tu vida. En aque- lla noche, el amor descendió del Cielo para habitar entre nosotros. Ese amor comunica felicidad a todos los que buscan algo más en la vida, e irradia luz sobre el mundo. Se trata de un amor que nunca se desvanecerá y una luz que jamás perderá su resplandor. / ARIAnA KEATInG ES mISIonERA dE LA FAmILIA InTERnACIonAL En TAILAndIA. CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1 | www.conectate.org
  8. 8. S IEndo EL CUmPLEA- Regálame amor ñoS de Jesús, es ya sabes cómo es eso lógico que pensemos mARíA FonTAInE de los cumpleaños: a todo en algo lindo que rega- el mundo le gusta sentirse larle, de la misma manera querido en su día. yo soy que hacemos obsequios a igual: la navidad es mi nuestros seres queridos cumpleaños. o preparamos algo espe- Lo que más me inte- cial para ellos el día de su resa eres tú. Tenerte a ti cumpleaños. Lo que pasa y disfrutar de tu amor repre- es que a veces resulta senta más para mí que difícil saber qué darle al ninguna otra cosa. y claro, Rey del universo, que ya lo en estas fechas tan entra- tiene todo. Justamente me ñables, cuando a todos encontraba dándole vueltas a ese pensamiento cuando QUÉ NOS les gusta reunirse con sus seres queridos, familiares y se me ocurrió que la forma amigos, yo quiero reunirme más fácil de dar con la solución era preguntarle PIDE JESÚS contigo. Pasar un rato juntos hará que mi cum- directamente a Él qué sería pleaños sea una ocasión lo que más le gustaría que PARA NAVIDAD verdaderamente significa- le regalásemos. A continua- tiva. ción reproduzco seis de Sus no tiene que ser nada respuestas: complicado. Es fácil complacerme. Lo único ESTA nAVIdAd, mIEnTRAS dISFRUTAS dE TodAS SUS ALEGRíAS, dETEnTE A PEnSAR En L AS CIRCUnSTAnCIAS TAn PRECARIAS En qUE nACIó JESúS. TEníA TAnTo, y SIn EmBARGo SE HIzo TAn HUmILdE, TAn PoCA CoSA, PARA qUE PUdIéRAmoS PoSEERLo Todo. Todo Lo qUE TEnEmoS SE Lo dEBEmoS A éL. 8 www.conectate.org | CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1
  9. 9. que pido es estar contigo. a la buena voluntad de Regálame tus oraciones Podemos hacer lo que mi Padre demostrando tú orar por otros es un acto de abnega- te apetezca, siempre y también tu buena voluntad. ción: requiere tiempo y esfuerzo. Es, sin cuando estemos los dos embargo, un sacrificio que me agrada. juntos. Podemos sentarnos Regálame tu corazón Si no tienes la costumbre de rezar a conversar. o leer algo agradecido por otros a diario, no te preocupes: yo juntos y hacer una pausa Agradéceme todo lo que miro tu corazón. Si no te consideras cada tanto para reflexio- te sucedió este año que elocuente, no te preocupes: yo miro nar sobre ello. Podemos termina. dame gracias tu corazón. Si sientes que no tienes decirnos las cosas que nos por las bendiciones que mucha fe, no te preocupes: yo miro tu gustan y que valoramos el te envié y también por las corazón. Lo que me impulsa a satisfacer uno del otro. Con detalles pruebas y exigencias que las necesidades de las personas por así puedes manifestarme fortalecieron tu carácter. las que oras son tu amor y tu interés que me amas y que no te Agradéceme el amor que genuino. has olvidado de quién es el recibiste y alábame por las Traduce, pues, tu amor en hechos. homenajeado. oportunidades que tuviste Lleva a la práctica tu fe y pon a prueba de brindar amor a quienes mis promesas, orando por otras perso- Regálame tu te rodean. Es decir, dame nas. Te lo retribuiré con creces. generosidad las gracias por todo. La navidad es época de me hace feliz Regálame perdón dar. Fue cuando mi Padre escuchar tus alabanzas La navidad es una buena fecha me entregó a mí, Su Hijo y expresiones de gratitud. para reconciliarse. y a menudo hay unigénito, por amor al Unen tu corazón al mío, nos que empezar haciendo el esfuerzo de mundo. Fue cuando vine acercan y pueden hacer perdonar a alguien, aunque te parezca a la Tierra y ofrendé mi que esta navidad sea la que esa persona debería pedirte perdón vida para dar vida eterna a mejor que hayas celebrado a ti. ¿Alguien dijo o hizo algo que te todos los que la aceptaran. hasta ahora. Ahora bien, hirió? Perdona. ¿Albergas resentimiento Es asimismo la época en todo eso no tiene por qué hacia alguien? Perdona. que las personas intercam- terminar después de la bian regalos para conme- navidad. Cuando pase Comparte Mi amor con los morar las dádivas que mi algo que te haga feliz o demás Padre y yo les brindamos. te demuestre que otras no habría dudado en venir a vivir a la En esta navidad te pido personas te aprecian Tierra y morir exclusivamente por ti; pero que me ofrezcas gene- y te aman, alábame amo en la misma medida a los demás rosidad, haciendo por tu por ese regalo. Así los pobladores del mundo. mi mayor anhelo prójimo tanto como harías dos intercambiaremos es que todos tengan la oportunidad de por mí. regalos. Soy yo quien te conocer ese amor, que mucha gente ni Si bien en navidad se concede esos favores siquiera sabe que existe. necesita que celebra la buena voluntad que te brindan felicidad; alguien se lo diga y se lo enseñe. de dios para con los y al agradecérmelos, tú Se ha dicho con razón que no tengo hombres, también deseo también me brindas a mí otras manos, ni otros pies, ni otros ojos que sea una temporada de felicidad. Sigue dándome que los de mis seguidores. Si quieres buena voluntad entre los las gracias por todo lo que hacerme un regalo verdaderamente estu- hombres. Haz una pausa te obsequie, y yo seré cada pendo esta navidad, déjame servirme para preguntarme qué vez más generoso contigo, de ti. Permite que te llene de mi amor y puedes hacer por algún tanto que cada día será deja que ese amor fluya a través de ti ser humano. Corresponde como navidad. hacia los demás. / CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1 | www.conectate.org
  10. 10. m E CRIé En LA RUmAnIA ComUnISTA, donde la religión estaba prohibida. Por eso, descubrir la Navidad no fue fácil para mí. Cuando llegué a la edad escolar, mis familiares me advirtieron que nunca empleara la palabra Navi- dad en el colegio ni ante desconocidos. Solo la pronunciábamos en casa, porque algunos de mis parientes eran personas de edad que se habían criado antes que entrara en vigor Navi DESCUBRIR LA NAVIDAD preguntarme qué relación había entre lo uno y lo otro. «¿A quién representa esa imagen? ¿Por qué tenemos un cuadro de una persona que no conocemos?» También recuerdo la pri- mera Navidad que celebré fuera de la ciudad en com- pañía de otros familiares. PRISCILA LIPCIUC Luego me casé y fui madre. En cuanto llegaba el invierno, el apartamento reso- naba con música navideña, y no quedaba rincón sin adornar; así y todo, en mi rostro siempre llevaba rastros de lágrimas. Era feliz —no lo niego—, pero también se me partía el alma pensando que Dios tuvo que sacrificar a Su único hijo, Jesús. Lo que pasaba era que, desde que era madre, se me hacía impensable que alguna vez la prohibición y todavía Allí la gente era un poco me viera obligada a entregar a mi que- celebraban la festividad más libre, y escuchábamos rido Emanuel a otra persona. Me decía: en secreto. Con todos los las rondallas que entonaban «No me importaría dar la vida un día por demás, el pino era sim- villancicos. Era hermoso alguien; pero ¡jamás sacrificaría la vida de plemente el árbol de Año y fascinante, pero no tenía mi hijo!» Nuevo, y se aludía a las mucho sentido para mí. Me angustiaba al pensar que Dios fechas como las fiestas de Siendo ya casi adulta, Padre tuvo que despedirse de Su único invierno. Por lo general, a se vino abajo el régimen Hijo con pleno conocimiento de la suerte los niños no nos hacían rega- comunista. Fue entonces que iba a correr. Me alegraba que Él los en la época navideña, y cuando acepté a Jesús hubiera tomado esa decisión, y se la agra- cuando nos los hacían, no se como mi Salvador y tuve decía; pero al mismo tiempo me entris- mencionaba la Navidad. ocasión de aprender más tecía. Aunque nunca faltaba la alegría Tenía pocos años cuando sobre la Navidad y otras perenne de la Navidad, no ignoraba la conseguimos nuestro verdades de la Biblia. magnitud del sacrificio que había hecho primer árbol de Pascua. Varios años después Dios por nosotros. Traía velitas de verdad decidí consagrarme a Cada Navidad sigo derramando algunas sujetas a las ramas, y si me labores voluntarias de lágrimas al evocar el dolor con que se portaba bien mi premio era evangelización y celebré pagó nuestra felicidad. En todo caso, la ver las velas encendidas por por primera vez la Navidad dicha supera con mucho la tristeza. Y así unos minutos. con un profundo sentido es como debe ser. ¡Fue un pago que Dios Recuerdo mirar pocos cristiano: dando gracias a hizo gustoso por amor a nosotros! / años después el solitario Dios por enviarnos a Jesús icono ortodoxo de nues- y transmitiendo el men- PRISCILA LIPCIUC ES VoLUnTARIA dE LA tra casa a través de las saje de Su amor. ¡Fue una FAmILIA InTERnACIonAL En RUmAnIA. ramas del árbol navideño y dicha! 10 www.conectate.org | CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1
  11. 11. idad En Belén de Judá nace el Mesías, en nueva humanidad siembra alegrías. Entre pañales late la libertad de los mortales. Emma-margarita r. a.-Valdés LECTURAS ENRiQUECEDORAS Jesús vino al mundo para… RETRATAR EL ESPíRITU UN GESTO DE AMOR dE dIoS: 2 Corintios 4:4 EN NOCHEBUENA Colosenses 1:13b,15 Hebreos 1:3 JoAnnA AdIno EnTREGAR LA VIdA PoR noSoTRoS: S oLAnGE FUE UnA dE al dorso un mensaje sobre el Cielo; mateo 20:28 TAnTAS doCEnAS de el otro hablaba del gran amor Juan 6:51 pacientes que conocí la que abriga Jesús por cada uno de Juan 10:11 Nochebuena en que fuimos a nosotros. También rogué por su Juan 15:13 cantar villancicos a un hospital. curación y prometí volver a verla. Romanos 5:6 Todos sufrían y tenían necesidad —Joanna —me dijo—, me llega de amor y consuelo; pero el caso al alma que te preocupes por mí REConCILIARnoS Con de la joven Solange —cubierta y que hayas venido a hacerme dIoS y BRIndARnoS de yeso y vendas de pies a compañía en Nochebuena sin VIdA ETERnA: cabeza— era excepcional. Cuando conocerme siquiera. Lucas 19:10 le dedicamos una canción, se Solange permaneció hospita- Juan 1:29 puso a llorar. Al poco rato lizada tres meses más. La visité Juan 3:16 sollozaba de modo incontrolable. tanto como pude. Siempre le 1 Timoteo 1:15 —Jesús te ama y vela por ti —le llevaba algún cassette inspirativo 1 Juan 3:5 aseguré. de La Familia, como No temas 1 Juan 4:14 Me explicó que había sufrido o Para salir vencedor, o le leía la un accidente de tránsito en el Biblia para animarla e infundirle dESTRUIR LAS oBRAS que murieron sus padres y su fe. Cuando la dieron de alta, el dEL dIABLo: hermana. Había perdido a toda su milagro que había empezado Hechos 10:38 familia. A pesar de haber estado a producirse en ella durante la Hebreos 2:14 tres días en coma, sobrevivió Nochebuena se consumó: estaba 1 Juan 3:8 contra todo pronóstico. contenta, sana y restableciéndose Rezó conmigo para recibir de su trauma emocional. / mEJoRAR nUESTRA a Jesús como su Salvador, y le CALIdAd dE VIdA: entregué dos afiches que había JoAnnA AdIno ES mIEmBRo dE LA Lucas 4:18,19 llevado. Uno de ellos tenía impreso FAmILIA InTERnACIonAL En BRASIL. Juan 10:10b CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1 | www.conectate.org 11
  12. 12. Joyeux antes habían sido escenario de una brutal matanza. ¡Qué contraste! Noël Persuadidos a darse tregua por la letra de aquel añorado villancico, los bandos enemigos se atreven a salir de sus trincheras y acuerdan un cese del fuego extraoficial. En ciertos tre- chos de la línea del frente, la tregua navideña llega a durar diez días. Los enemigos intercambian fotografías, direcciones, chocolates, champaña y otros pequeños obsequios. Descu- bren que tienen más en común de lo que imaginaban, incluido un gato CURTIS PETER VAn GoRdER que merodea de una trinchera a otra y entabla amistad con cualquiera, si bien ambos bandos insisten en que la mascota les pertenece. LA PELíCULA Joyeux Noël Los otrora enemigos se esfuerzan (Feliz Navidad, 2005), del direc- por comunicarse como mejor pueden tor y guionista francés Christian en el idioma del otro. El teniente Carion, cuenta una historia real alemán, Horstmayer, dice al francés, ocurrida en un campo de batalla Audebert: francés la Nochebuena de 1914. —Cuando tomemos París, todo « El episodio tuvo habrá terminado. ¡Luego lugar durante la Gran espero que me invites a Guerra (la Primera Guerra Mundial), en «Sin un trago en tu casa de la Rue Vavin! un punto del frente en que había unos enemigo, —No te sientas obli- gado a invadir París para tres mil soldados no hay que te invite a un trago » escoceses, franceses y en mi casa —replica alemanes. Al llegar la Nochebuena, se oyen guerra». Audebert. La amistad que se del lado alemán ecos forja aquella noche entre del famoso villancico los bandos opuestos no Noche de paz. Los escoceses tiene nada de superficial. La mañana responden enseguida con un en que acaba la tregua de Navidad, acompañamiento de gaitas. Al ambos bandos se advierten mutua- rato, los tres ejércitos entonan al mente cuando se enteran de que la unísono la misma canción desde artillería está a punto de lanzar un sus respectivas trincheras, a cien ataque. La camaradería que surge metros de distancia. Imagínate a entre ellos cala tan hondo que se sabe los combatientes cantando en tres que ambos lados incluso llegaron a idiomas desde las mismísimas cobijar soldados enemigos en sus trin- trincheras que apenas unas horas cheras a fin de protegerlos del peligro. 1 www.conectate.org | CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1
  13. 13. ¿Qué produjo tan inverosímil el amor triunfó. Al término de Su transformación? Todo comenzó con vida terrenal, cuando Sus enemigos la atracción ejercida en unos y otros por fin consiguieron echarle mano por la música navideña. y crucificarlo, dio la sensación de Ese incidente nos recuerda que la que lo habían vencido. Sin embargo, guerra es un mal que tiene remedio. tres días después se llenaron de Se trata de dejar de satanizar a nues- consternacion: Jesús salió victorioso tros enemigos y aprender a amarlos, del sepulcro y nos hizo la promesa tal como Jesús nos conminó a hacer de que por medio de Él nosotros (Mateo 5:44). Claro que del dicho también seríamos resucitados para al hecho hay largo trecho, pensarán vida eterna. algunos; pero eso no quiere decir que Si se tiene en cuenta que la sea imposible. Dejemos de lado las Primera Guerra Mundial duró más distinciones de raza, color y credo y de tres años luego de aquel episodio tomemos conciencia de que todos los y se cobró casi veinte millones de seres humanos tenemos necesidad vidas, y que desde entonces se han de amar y ser amados. Si nos esme- librado otras 150 guerras, que sega- ráramos para conocer más a fondo a ron la vida de incontables millones personas con las que aparentemente más, uno podría concluir que aquel no tenemos ninguna afinidad, quizá gesto de amistad y buena voluntad nos daríamos con la sorpresa de que en la Pascua de 1914 fue en vano. A en realidad tenemos bastante más en los soldados que participaron en la común de lo que pensamos. tregua se los castigó con severidad. A Jesús enseñó a Sus seguidores: fin de garantizar que el incidente no «Bienaventurados los pacificadores, se repitiera, en la siguiente Navidad porque serán llamados hijos de Dios» sus superiores ordenaron bombardeos (Mateo 5:9). Contextualizando esta mucho más intensos. Aun así, hubo frase, en aquel entonces la tierra de informes sobre incidentes simila- Judea se encontraba sumida en el res. En todo caso, más allá del éxito caos político. Las fuerzas de ocupa- o fracaso de esos casos aislados de ción romanas aplastaban despiadada- confraternización, esta historia de mente toda resistencia. Empeñado en paz en medio de la guerra sigue viva y deshacerse del recién nacido Príncipe continúa derribando las barreras que de Paz por considerarlo una ame- enconan a quienes podrían ser buenos naza personal, el rey Herodes, que amigos. En definitiva, es un testimo- gobernaba la región con la anuencia nio del poder del amor de Dios, que del régimen romano, había decretado es la esencia de la Navidad. / la matanza de todos los pequeñitos nacidos en el pueblo de Belén. Jesús, CURTIS PETER VAn GoRdER durante Su ministerio público, corrió ES VoLUnTARIo dE LA FAmILIA peligro en numerosas ocasiones. Los InTERnACIonAL En EL mEdIo dirigentes religiosos de Su propio oRIEnTE. pueblo, movidos por la envidia, pro- curaban librarse de Él. No obstante, pese a todo el odio que el Diablo descargó contra Jesús, CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1 | www.conectate.org 1
  14. 14. ¿BUSC A S PA Z? «¡ G LoRIA A dIoS en las alturas —proclamaron los ángeles la noche en que nació Jesús— y en la Tierra paz, buena voluntad S para con los hombres!» S DE JE SÚ E N B R A ZO (Lucas 2:14). Aunque la humanidad e Jesús, En bra zos d lleva miles de años aspi- a fa z, bajo Su tiern dicha rando a la paz, y esta nunca s la encontra rá z. se anhela tanto como en y tu a lm a tendrá pa Navidad, todavía se nos 20 -1915) RoSBy (18 escapa de las manos. FR AnCES C Actualmente en casi todos los continentes siguen produciéndose cruentas contiendas. Como decía una conocida canción de Pete Seeger de los años sesenta: «¿Qué pasó con las flores? [...] ¿Cuándo aprenderán? ¿Cuándo aprenderán?» La paz auténtica en todas las esferas —tanto en el terreno internacional como en el personal— es hoy más difícil de alcanzar que nunca. En la Biblia la palabra paz es mucho más que un antónimo de hostilidad. Lleva aparejado el sentido de salud y bienestar. Dos términos hebreos expre- san el concepto de paz en el Antiguo Testamento: shalom (paz) y shalem 1 www.conectate.org | CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1
  15. 15. ¡PA R A E SO FUE! dAVId BRAndT BERG (salud o plenitud). La La paz de Dios, que sobre- nInGUno dE noSoTRoS puede palabra paz incluía los pasa todo entendimiento, llegar a comprender lo maravilloso que conceptos de paz interior es algo sumamente con- es Dios Padre. Hasta tal punto escapa (espiritual y emocional), creto y práctico. ¡Puedes de nuestra comprensión que tuvo que salud, abundancia y armo- acceder a ella hoy mismo! crear un Ser capaz de enseñarnos Su nía con la vida en todo No hace falta que esperes a amor, alguien que estuviera en nuestro aspecto, incluso en situa- que se establezca la frágil y mismo terreno, a quien pudiéramos ver, ciones borrascosas en que efímera paz humana. a quien alcanzáramos a percibir con los los sobresaltos y contrarie- Por más que en el mundo sentidos, que bajara a Dios y lo pusiera dades atentan contra todo reinen el desorden y la a la altura de nuestro entendimiento, género de paz. confusión, puedes gozar un Hombre que fuera como Él, a quien En el Nuevo Testamento de paz interior gracias al llamó Su Hijo. se emplea más de cien Príncipe de Paz. Aunque a Dios entregó Su amor al mundo veces la palabra griega tu alrededor haya guerra, entero. No obstante, te ama tanto que eirene para describir la paz, agitación y caos, puedes te concedió Su más valiosa posesión, lo tanto en sentido figurado permanecer inmune a todo que más amaba, a «Su Hijo unigénito», como literal. Por ejemplo, eso interiormente. para que tú llegaras a tener vida la expresión «ve en paz» ¡Jesús nunca duerme! eterna (Juan 3:16). Te ama con mayor significa «abrígate y come Está siempre en vela, junto intensidad y profundidad de lo que bien» (Santiago 2:16). La con Sus ángeles. Conoce se puede expresar con palabras. No noche antes de Su cruci- cada cabello tuyo. Todo hay forma de comprender el amor de fixión, Jesús dijo a Sus dis- está en Sus manos. Dice Dios; es demasiado grande, sobrepasa cípulos: «La paz os dejo, Mi un himno clásico: «Me todo entendimiento (Efesios 3:19). No paz os doy. [...] No se turbe esconde Jesús en el firme puedes hacer otra cosa que acogerlo y vuestro corazón ni tenga peñón que sombra a la sentirlo en tu corazón. miedo» (Juan 14:27). tierra le da y me hace vivir Precisamente para eso vino Jesús al Al igual que en el Anti- amparado en Su amor, mundo: para que llegases a conocer el guo Testamento, la paz es seguro y a salvo del mal». amor de Su Padre. ¡Para eso fue! / mucho más que una simple Él es tu paz. Tu ayuda ausencia de conflicto en la proviene de Él. En Él está sociedad. Es una sensación tu confianza. Debes deposi- Si todavía no has aceptado a Jesús como muy viva de bienestar inte- tar tu confianza en Jesús, la tu Salvador, pídele ahora mismo que entre en rior que procede de Dios y base más sólida que puede tu corazón y te dé amor, vida, libertad, verdad, que, como un bien pre- haber. paz, abundancia y felicidad, en este momento ciado, se nos concede a los Esta Navidad Jesús ofrece y para siempre. Simplemente haz la siguiente que aceptamos a Jesús, el a cada persona de la Tierra oración: Príncipe de Paz, sin el cual auténtica paz y consuelo, no es posible la paz verda- vida y amor eternos. Todo Jesús, gracias por morir por mí. Te ruego dera. Tú también puedes ello viene incluido en el que me perdones los errores que he cometido. disfrutar de esa paz, tanto regalo de salvación que Entra en mi corazón, concédeme la vida eterna en lo personal como en tus nos hace, cuyo valor es y llévame a entender mejor Tu amor. Amén. relaciones con los demás. incalculable. / CONÉCTATE AÑO 8, NÚMERO 1 | www.conectate.org 1
  16. 16. DE JESÚS, CON CARiÑO ¿Qué puedes regalarme, a Mí, Rey de reyes y Señor de señores, que establecí Mi trono en el Cielo y tengo la Tierra por estrado?1 ¿Qué me darás ¿Qué regalo puedes hacerme a Mí que lo tengo todo? ¿Qué podría hacerme falta? Pues obsequios que broten de tu corazón. Cualquier cosa que me obsequies de todo corazón es un regalo que Yo aprecio enormemente. de regalo? He dotado a cada persona de una directamente ligado a la similitud que todo ser combinación única de dones, talentos y humano tiene con Dios. Deriva del hecho de habilidades. Algunas son a simple vista que todos fueron creados a semejanza Suya. habilidades naturales; por ejemplo, una mente Sean cuales sean los dones que has recibido, aguda o inquisitiva, o la aptitud para realizar todos se complementan a fin de hacer de ti determinado tipo de trabajo. Otros son dones una persona de mucho valor a Mis ojos. del espíritu que se manifiestan claramente Te doté de todos esos magníficos dones en lo físico, como el magnetismo personal, con el objeto de enriquecer tu vida y la de los unos ojos cautivadores o una hermosa sonrisa. demás. Mas de ti depende lo que hagas con También están los dones del espíritu que ellos y hasta qué punto decidas aprovecharlos. a menudo pasan inadvertidos, pero que en Nada me pone más contento que ver que los muchos casos tienen mayor alcance, como el usas en beneficio de los demás y en aras de su don de la humildad, el del optimismo, el de la felicidad. Cuando lo haces, me devuelves los compasión y el de la abnegación. Luego está favores que te he concedido. Sucede entonces uno de los dones más importantes que hay: la algo maravilloso: tus dones y talentos capacidad de dar y recibir amor. De ese don, aumentan, se multiplican, y ese amor que te todos reciben al menos cierta medida. Está estimuló se extiende de corazón en corazón hasta retornar a ti. ¿Qué puedes darme, pues, esta Navidad y a lo largo del próximo año? Emplea al máximo 1 1 Timoteo 6:15; Isaías 66:1 lo que tengas, las cualidades de las que te he dotado. Ese será el regalo perfecto para Mí.

×