EditorialLa Cultura no puede perteneceral ámbito de la beneficiencia      Hombres y mujeres de la Cultura debe-           ...
06-11                                        María-José Ragué-Arias                                       RONDAS ESCÉNICAS...
06-11EL RINCÓN DEL NO                                                               Alfonso SastreLluvia de sangre sobre e...
Edita:           Artezblai, S.L.             Opinión             Número:                     3       Editorial     170 - a...
�           EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY ·                                       ...
LEL· TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CL       en una buhardilla de la      ...
SICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOYLEL                                       ...
TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁ LT       VAUDANT (2011).- Hace apenas u...
SICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOYLEL                                       ...
TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁ LT       El camino del verso llega a Al...
SICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY         Un clásico                       ...
06-11                                            Teatre Lliure estrena ‘The end’     Un narco spaghetti western     sobre ...
06-11sea Lluís Pasqual, libertad absoluta para         OBRA: THE END. AUTOR: ÀLEX RIGOLA. INTÉRPRETES: CHANTAL AIMÉE,   ¿E...
06-11                             Estreno de La Celestina en versión de Eduardo Galán     Luz y sensualidad para los     a...
06-11ha tenido el arte de la seducción, y queahora ejerce de mediadora”. Por lo tanto, elmontaje “quiere proponer una lect...
06-11                             “A ópera dos tres reás” del Centro Dramático Galego     Quico Cadaval dirige a Tosar    ...
06-11“estoy muy contento con el equipo” reco-noce el director, “porque creo que todosestán entregados a la fiesta”. Inmers...
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas

5,272

Published on

Published in: Entertainment & Humor
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
5,272
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
0
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Transcript of "ARTEZ 170. La revista de las Artes Escénicas"

  1. 1. EditorialLa Cultura no puede perteneceral ámbito de la beneficiencia Hombres y mujeres de la Cultura debe- protesta y suministrar un paliativo a un ríamos estar a la cabeza de todos los enfermo terminal. movimientos de indignados. Si además Para decirlo sin ambages, la Cultura no fuéramos acompañados de ciudadanos puede considerarse como una de las que consideren que la Cultura no es un cosas que deben sostenerse con un adorno, un regalo, una dádiva, sino criterio de beneficencia. No se trata de una necesidad, algo consustancial a su que a los profesionales se les deba propio ser ciudadano, seguro que ten- sostener para que no desaparezcan, dríamos bastante más fuerza para no es cuestión de establecer ayudas a plantarnos ante este futuro que em- unos damnificados, sino que debe cam- pieza ahora mismo en su fase más te- biarse el discurso, elevar el valor de la rrible: los cambios de los Cultura como un bien común, necesa- ayuntamientos y la situación real de las rio, imprescindible en nuestra sociedad, arcas municipales. Probablemente ha- y a partir de ahí, todo lo demás viene yamos entrado en el descuento para encadenado. No se trata de salvar a muchos proyectos aparentemente con- los actores, se trata de colocar al Tea- solidados. Entre ellos este que tienen tro, a la Cultura en el lugar que se me- en sus manos. rece por su importancia como elemento Mientras aguantamos noqueados, debemos mantener la dignidad, fundamental de cohesión social y de creación de identidad. saber qué representamos, qué ofrecemos y qué pedimos. Está Dicho lo cual, vayamos tomando medidas previas. ¿Qué porcen- creciendo en algunos lugares de incidencia directa en estos asun- taje de los presupuestos dedicados a la Cultura se utilizan para la tos, una cierta tendencia excesivamente marcada por las buenas creación, exhibición, uso y disfrute de la ciudadanía en general? actitudes y palabras que tratan a los agentes de la Cultura con un Contestar esta pregunta sin trucos, es descubrir uno de los gra- cierto tufillo de compasión, como si se dieran cuenta que los po- ves problemas actuales. No es lógico que para recibir ayudas, pu- bres actores, productores, bailarinas o directoras están sufriendo blicidades o subvenciones solamente se deban cumplir unos un castigo económico demasiado desmesurado y entonces en vez requisitos administrativos sin que nadie reclame unos mínimos ar- de tomar soluciones estructurales, se dedican a la limosna, a tísticos, de solvencia, de valor cultural. Hay demasiados chi- conceder graciosamente una migajas de los presupuestos para ringuitos seudo-culturales que no son nada más que unos aliviar su conciencia, parar el primer impulso de parásitos mercantilistas camuflados.TEATRO CLÁSICO CONCURRENCIA refrescos que acaban convirtiéndose, sin sa- El Teatro Clásico forma parte fundamen- Todo el mundo tiene el derecho de editar berse bien las razones, en la línea editorialtal de las programaciones de los grandes los libros que le vengan en gana. Podría de entidades dependientes del Ministerio defestivales de verano, en algunos casos como considerarse incluso un buen síntoma la mul- Exteriores (Instituto Cervantes, AECID). Re-una muestra exuberante de categoría inter- tiplicación de editores especializados en clamamos transparencia e igualdad de opor-nacional. En Nuestro Tema de este mes nos Artes Escénicas. Y cierto es que existen edi- tunidades.hemos querido acercar, a través de la ex- toriales, instituciones, asociaciones, entida-periencia y el análisis de cuatro mujeres de- des municipales, provinciales, universidades TODOS LOS PÚBLICOSdicadas a la investigación, la dirección, la que se dedican al asunto de manera cons- El público, los públicos, todos los públi-actuación y la gestión, Alba Urban, Laeticia tante, con un proyecto mantenido en el cos. Es la obsesión lógica de todo el sistemaRovecchio, Ascensión Rodríguez y Natalia tiempo. En algunas ocasiones esas edicio- productivo y de exhibición. Aparecen sínto-Meléndez, a lo que ellas creen que es la re- nes no se distribuyen, acaban tristemente en mas de una recesión general. La falta dealidad actual en este asunto de tanta impor- almacenes. En otros casos responden a unos continuidad en las programaciones afectatancia. Se trata de un acercamiento general impulsos editoriales muy poco claros. Pero en el hábito. En las grandes ciudades co-y en próximas entregas diseccionaremos en esta concurrencia, de repente aparecen mienzan a saltar las alarmas. Cuidemos atodos los apartados intervinientes. colecciones con el soporte de una marca de todos los públicos, no sólo al de aluvión. 3 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  2. 2. 06-11 María-José Ragué-Arias RONDAS ESCÉNICAS Desde Londres con Teatro (y 2)E l teatro privado tiene una enorme categoría en Londres. Al Royal Haymarket Theatre (1766), se entra por un pórtico co- rintio y en su interior se mantiene la decoración presidida en su cénit por un enorme candelabro que pende de los estucados y pin- taca la fuerza del estereotipo conseguido por Sophie Thomson. Todo funciona y la calidad es alta aunque a mí no me interesó especialmente. He dejado para el final, comentar el interés que despierta en el tea- tro la situación de nuestro planeta. No pude ver “A Thousand Stars Ex- tados techos. Son 905 asientos en tres niveles. Hoy, dirigido por Tre- plode in the Sky”, escrita en colaboración por Simon Stephens, David vor Nunn se suma al homenaje a Terence Ra-ttigan en el centenario de Eldridge-de cuyas obras hemos hablado en estas páginas-, y Robert su nacimiento. “Flare Path”(1942) nos Holman de la generación anterior. Al pa- sitúa en 1940, en un hotel próximo a recer se trata del ensamblaje de una una base aérea, en el que amigos, es- serie de conversaciones. Las genera- posas y familiares esperan a los com- ciones se obstinan en la necesidad de batientes aéreos. El tema es el de la limpiar el aire contaminado… Los au- cobardía, la deserción y el deber que tores se concentran en el intento de se impone sobre el amor. En el centro uno de los personajes que se crió en está la esposa de un lugarteniente de una granja de cerdos y está muriendo aviación, (gran interpretación de Sienna de cáncer de colon, de reunir a sus cua- Miller) enamorada de un actor de cine. tro hermanos bajo el mismo techo A su alrededor, mujeres, esposas, antes de expirar. Las memorias confor- amantes, militares retirados... La rica man una experiencia y la necesidad de escenografía se complementa con el actuar contra la destrucción de nuestro impacto de los aviones que sobrevuelan planeta se hace evidente. el escenario en pantalla. Es una puesta Sí vi “Greenland”, importante es- en escena perfecta. El teatro estaba pectáculo. “¿Qué le ocurre a nuestro lleno un miércoles por la tarde. Y las planeta? ¿Quién sabe qué se puede Clybourne Park ©Donald Cooper damas y los caballeros conversaban hacer y cuándo debe hacerse? Sólo mientras tomaban helados en el inter- es cierto que cada cosa viviente se re- medio. Es la fiesta teatral londinense que siempre me maravilla. laciona con cada una de las otras cosas vivientes: nuestras acciones El espectáculo de teatro comercial premiado con el Laurence Olivier tienen consecuencias¨. El National Theatre encargó a cuatro autores a la mejor obra estrenada, se presenta en el Wyndhams Theatre. reconocidos del teatro británico (Moira Buffini, Matt Charman, Pe- “Clybourne Park”, del americano Bruce Norris que contempla a me- nelope Sinner y Jack Torne) la elaboración de un espectáculo sobre nudo las complejidades de la familia, responde en cierto modo a la fa- el tema. El equipo interrogó a individuos clave en un esfuerzo por en- mosa “A Raisin in the Sun” de Lorrain Hansberry basada en la compra tender nuestra cambiante relación con el planeta. Y “Greenland” es que hicieron sus padres de una vivienda en un barrio blanco. Estre- un éxito, espectacular en todos los sentidos del término, brillante, nada en 2010 en Nueva York, “Clybourne Park” sitúa su primer acto en ameno, inteligente e incluso divertido. La escenografía y los efectos un barrio de clase media de raza blanca en Chicago en el que una fa- especiales producen nieve, lluvia, tsunami, vendaval, carritos vola- milia de raza negra va a comprar una de las casas. Un miembro de la dores... Una pantalla nos habla de los acuerdos de Copenhague para comunidad con su esposa embarazada, presenta los argumentos de la criticar su escasa eficacia. Las anécdotas se interrelacionan: el ex- devaluación de las propiedades si los negros entran en la comunidad plorador del Ártico, el estudiante de geografía que será tragado por y sugiere que la casa se venda a bajo precio a la Iglesia... el propieta- la tierra, el conferenciante, el oso polar que mata a una de las chi- rio de la casa les echa a todos y argumenta el daño que el vecindario cas. El profesor sale con una geógrafa y también la pareja aparece hizo a su hijo –quien finalmente se suicida en el piso de arriba de la como tema subsidiario. Y los hijos, una extraña posibilidad. Una casa– cuando éste volvió de la guerra de Corea. En el segundo acto, madre y una hija se enfrentan por el reciclaje... Aparece también la en 2009, la comunidad blanca se ha convertido en comunidad negra y adicción al trabajo en una escena de terrorismo en una multinacio- cuando una familia de raza blanca-justamente la de la hija de la emba- nal... Al final, con un enorme sol al fondo del escenario comienza a razada blanca del primer acto- quiere comprar una vivienda tiene que nevar cada vez más y más, saliendo la nieve hacia el público, insi- negociar con la comunidad negra. La discusión se convierte en un de- nuando quizá la revolución de la naturaleza. Bellísimo y sobrecoge- bate sobre temas raciales que muestra el resentimiento mutuo. Pla- dor espectáculo. gada de chistes raciales, aprovecha también los diálogos para enfrentar No vi más. Fueron unos días intensos de teatro. Con un altísimo pro- a los matrimonios caricaturizando los tipos femeninos. Entre éstos des- medio de interés y calidad. Es Londres. No suele defraudar.4 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  3. 3. 06-11EL RINCÓN DEL NO Alfonso SastreLluvia de sangre sobre el TeatroSastre.- Me parece muy serio lo que está ocurriendo en el teatro. Fue el famoso “teatro de tesis”, aquel teatro que tuvo gran au-Sombra.- ¡Ah! ¿Por fin algo le parece muy serio? diencia y mucha presencia en la Europa del siglo XIX, en el queSastre.- No te rías, que ahora no es de reír. Está lloviendo san- ya asomó la cabeza de un naturalismo experimental (“théâtre gre entre los bastidores. Deja las bromas para un momento más libre”). Ya en el siglo XX, París fue la sede de un teatro “poé- propicio. tico” (Paul Fort) y hubo cierta proliferación de teatros “verte-Sombra.- Pero no se ponga usted así. brados” experimentales, como el expresionista (Ernst Toller,Sastre.- Es que la sangre es una cosa muy seria. Erwin Piscator, Bertolt Brecht). El trabajo de este último fueSombra.- Nunca he pensado yo en reírme de la sangre, jefe. Ni particularmente importante por su aportación a las posibilida- siquiera en la imaginación. Todo lo contrario. des narrativas del teatro. Por lo que se refiere a España, el mo-Sastre.- Como a veces lees esta revista por encima de mi hom- vimiento experimental no dejó de tener su fuerza, tanto antes de bro, podías haber leído el artículo de Jaime Chabaud. la guerra civil como después, y creo que debe recordarse laSombra.- Pues no, pero dígame algo sobre él. presencia durante la República de grupos universitarios de altaSastre.- Te leeré un parrafito: “El miércoles 6 de abril fue tor- calidad, como La Barraca, dirigida por Federico García Lorca, turado y decapitado en el puerto de Acapulco el actor, director otro poeta asesinado. de escena y maestro en psicología de la Universidad Autónoma Sombra.- Usted también anduvo en esas cosas... de Guerrero Roberto Abarca. Tenía cuarenta y dos años, pero Sastre.- Nosotros heredamos el legado teatral republicano, y la no se trata de un caso aislado, sino que es un río de sangre. línea cultural de la Segunda República nos ayudó en algunos de Chabaud refiere que en agosto de 2010, entre el narco y el cri- nuestros primeros pasos. Incluso llegamos a conocer a Cipriano men iban ya 24.000 muertes, y que hoy son ya más de 40.000 Rivas Cherif cuando salió de cumplir su condena bajo el fran- las reconocidas de manera oficial. “Directores de teatro se nie- quismo. En ese contexto surgieron grupos como La Tea (Teatro gan a llevar ciertas obras a la escena porque temen las repre- Escuela de Arte), y después Arte Nuevo, Teatro de Agitación salias del narco, y se producen balaceras en las calles aledañas Social y el Grupo de Teatro Realista. a los teatros, todo lo cual le parece “lógico” al presidente Fe- Aquí viene a cuento el recuerdo de una noción que Stanislavski lipe Calderón”. ¿Cómo se puede enfrentar el teatro a una si- puso en circulación: la de “superobjetivo”. Para él las acciones tuación así? en el teatro son múltiples y varias, pero hay de fondo una es- * * * pecie de superobjetivo más importante que todos los demás, Dando un salto en el espacio, encontramos casos como el ase- que para algunos críticos se reduce a la psicología. sinato en Nasiriya (Iraq) del actor crítico Yusef Radi Abu Inaam Yo considero que hay dos nociones de “superobjetivo”. En una hace unos días. Pero para mí la figura más relevante entre las el centro de gravedad (superobjetivo) reside en la propia esfera que conozco a este respecto es la de Juliano Mer-Khamis, israelí del personaje, y en la otra lo está en su exterior, en la sociedad defensor de los derechos de los palestinos que en 2006 fundó real; y es precisamente en este mundo concreto en el que se en un campo de refugiados el Teatro de la Libertad, y a quien mueve este personaje. No se reduce a tener simpatía o admi- podría poner como modelo de una actividad teatral que he lla- ración por un ser imaginario inexistente y que trata de dilucidar mado “vertebral” o “vertebrada” en otros momentos. La noti- un tema teórico: el de saber si es mejor morir o dormir (Ham- cia ha dicho así: “Hombres armados y enmascarados han let). Se trata, más bien, de un compromiso “muy comprome- disparado a bocajarro hasta dar muerte al actor y director te- tido”, digámoslo así, y en ningún caso de una condición atral Juliano Mer-Khamis en la ciudad palestina de Jenín cuando cualquiera, porque obliga a mucho y compromete mucho, hasta se acercaba al teatro que él dirigía”. conducir en casos como el que venimos comentando de Mer- Una vez más está en cuestión el tema de la relación entre las Khamis, a la propia muerte. ideas y el teatro y de la función de éste en el mundo de las Querida Sombra, no quiero terminar sin dejar una flor roja sobre la ideas, hasta llegar a formularse como valioso un teatro que tu- tumba de Juliano, en su homenaje; o mejor, pedir que sus cenizas viera como vértebras un mundo ideológico, de donde surgió la vuelen. En un viento que es de muerte, pero también de libertad. noción de un teatro filosófico, no desgraciadamente en el sen- Sombra.- Mire, jefe, lo que dice aquí: “Stanislavski es más que tido de un drama productor de ideas –como lo fue el de Ibsen–, un método, es una Poética, y comporta una Política”. sino de depender de determinadas tesis, con lo que el pensa- Sastre.- Es lo que yo pienso: es un análisis del proceso de la ac- miento se erigía en la clave esencial del drama. Así se conver- tuación dramática. La noción de “superobjetivo” es una llave tía en rey y gobernante del escenario. De un escenario en el capaz de abrir muchas puertas más allá de la de la psicología, sin que no sucedía nada que no hubiera decidido ese pensamiento. olvidar la de la política en el mejor sentido de esta palabra. 5 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  4. 4. Edita: Artezblai, S.L. Opinión Número: 3 Editorial 170 - año 15 - junio 2011 4 Rondas Escénicas — María-José Ragué-Arias 5 El rincón del No — Alfonso Sastre Depósito Legal: 60 Luz Negra — Josu Montero SS-1154/97 61 Vivir para contarlo — Virginia Imaz CIF: 62 Desde la caverna — David Ladra B-95380168 63 Cronicón de Villán y Corte — Javier Villán 64-65 Las huellas del teatro — Berta Muñoz 66 El lado oscuro — Jaume Colomer Redacción y Administración: 67 Noticias desde los Fiordos — Víctor Criado Aretxaga, 8 bajo 48003 - BILBAO. 68 Piedra de Sacrificio — Jaime Chabaud Apdo. 11004 - 48080 BILBAO 70-71 Postales argentinas — Jorge Dubatti Tel. 944 795 287 72-73 El síndrome de Asperger — Carlos Be Fax 944 795 286 74-75 Ágora — Osvaldo Obregón artez@artezblai.com http://www.artezblai.com Director editorial: Nuestro tema Carlos Gil Zamora 8-14 El Teatro Clásico hoy Coordinador: Borja Relaño Estrenos Redacción: 16-17 The end de Álex Rigola por Teatre LliureJoseba Gorostiza, Irune Larruzea, 18-19 La Celestina de Fernando de Rojas por Secuencia 3Ainara Gerrikabeitia, Anartz Bilbao 20-21 A ópera de tres reás de Bertolt Brecht por Centro Dramático Galego 22-23 Tres silencios de Germán Jauregui por Da.Te Danza Colaboradores en este número: 24-25 Burnia de Edu Muruamendiaraz por Aukeran Dantza konpainia - Arriaga Antzokia María-José Ragué-Arias, 26 Libertia de Izpiñe Soto por Hortzmuga Alfonso Sastre, Josu Montero, 27 Muerte de un poeta: Federico García Lorca de Etelvino Vázquez por Teatro del Norte Virginia Imaz, Jaume Colomer, 28 Arte-an de Itzik Galili, Likas Timulak por Dantzaz Konpainia Jorge Dubatti, Javier Villán, 30-31 Miscelánea de estrenosAlejandro Varderi, Jaime Chabaud, Víctor Criado, David Ladra, Berta Muñoz, Oswaldo Obregón, FestivalesCarlos Be, Friedhelm Roth-Lange, 32-35 FÁCYL - Festival de las Artes de Castilla y León Natalia Menéndez, Alba Urban, 36-39 Kaldearte - Muestra de Artes de Calle de Vitoria - Gasteiz Laeticia Rovecchio Antón, 40-42 Festival Clásicos en Alcalá Ascensión Rodríguez 44-46 Mostra de teatre de Alcoi 48-49 Festival Lekuz Leku y Tinto de Verano Maquetación: Gerardo Gujuli, Karmele Arana 50-51 ACT Festival Interncional de Nuevos Creadoes Escénicos 52-53 Getxo & Blues - Festival Internacional de Blues de Getxo Fotos: 54 Miscelánea de festivalesBorja Relaño, J. Zengotitabengoa, Distribución y Administración: Ainara Gerrikabeitia En gira 56-57 Urlo de Pippo Delbono Publicidad: 58 ¿Es usted también Don Quijote? de Maite Agirre por Agerre Teatroa Publiartez, S.L. Irune Larruzea Tel: 944 795 288 info@publiartez.com Zona abierta 76-77 Gente de Palabra Imprime: 82-83 Escaparate Printek 84-90 Crónicas de: Portada: Festival de ColoniaFotografía del espectáculo ‘Le bain’ Umore Azoka - Leioa de la compañía Les Baigneurs Primavera de Teatro en Nueva York tomada por Borja Relaño Festival Internacional de Clowns y Payas@s de Arrigorriaga
  5. 5. � EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · · EL Lo que el Teatro Clásico puede decirles a los espectadores de hoy Las preguntas que en esta segunda década del siglo XXI nos muchas vías de debate o de aproximación a una realidad que podríamos hacer sobre lo que denominamos Teatro Clásico, se debe mirar desde varias vertientes, pero que como entra- serían múltiples, pero, perdón por la insistencia, en esta pri- mos en esta época del año en la que florecen los festivales es- mera etapa de esta nueva sección que llamamos NUESTRO pecializados, creemos que es oportuno acercarnos con TEMA, tratamos de hacer miradas generalistas sobre lo que amplitud de miras para intentar saber qué nos pueden decir creemos debemos tratar al hilo de la actualidad. No se agota, los clásicos hoy, cómo hacerlos. Sin dogmatismos, sabiendo obviamente en esta entrega, y leyendo lo que han escrito que todas las opciones son válidas. Lo importante, como en nuestras generosas colaboradoras para la ocasión, nos abren toda creación teatral, es que se haga bien. UNA CONFESIÓN A MODO de los autores del siglo de oro, DE CHASCARRILLO.- En la re- especialmente, y que es un valor vista ARTEZ tenemos un libro añadido en cuanto a las ayudas de estilo no escrito. Después de de producción y algo muy apre- quince años, se deben ir acumu- ciado para tener una buena dis- lando claves que ordenen de al- tribución ya que un Lope, guna manera el quehacer, que Calderón, Shakespeare o Mo- aparte de las plantillas y los re- lière, son perchas para su con- cursos tecnológicos, conlleven tratación porque se pueden alguna manera de resguardarnos hacer paralelamente las campa- de tópicos, lugares comunes y ñas escolares, bueno es ponerse reiteraciones. Tenemos más o a pensar una vez más, sobre qué menos restringido el uso de cier- sucede con el teatro clásico en tas palabras en los titulares, y nuestros, días, que tendencias casi es motivo de regodeo y es- existen, cómo ven algunas de las carnio, titular algo que contenga personas más directamente con- el concepto “clásicos y contem- cernidas desde la práctica, la poráneos”, en todas sus posibles programación o el análisis sobre combinaciones. lo que se está haciendo en nues- Son simples recomendaciones tros días. porque llega un momento en DEL RESPETO A LA DEVO- que parece, por parte de los pro- CIÓN MUSEÍSTICA.- Nadie ductores, directores y promotores, quienes lo ven, son de hoy. Pero puede dudar que el legado del teatro tener la necesidad de colocar algún como las inercias son muy complica- áureo, y todos sus epígonos, debería complemento al teatro clásico. En pu- das de revertir, y no es tan lejana la ser la base de una identidad teatral ridad cualquier lectura escénica de un época en la que los programadores re- propia. Pero nadie puede negar que texto del siglo de oro, del dieciocho o clamaban obras clásicas y de humor, por razones de muy difícil explica- de cualquier otra época, se convierte y que se ha potenciado desde las ins- ción, ha sufrido a lo largo de los siglos en actual porque quienes lo hacen y tituciones la producciones de textos momentos de desafección, colocado8 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  6. 6. LEL· TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CL en una buhardilla de la nes, hasta una especie de memoria donde se guar- devoción casi museística, dan recuerdos no muy que lo dejan como una apropiados. La verdad es suerte de verdad abso- que en el siglo pasado, se luta, como si los directo- vivieron momentos de res sintieran la necesidad muy difícil parangón, y de hacer el teatro de la que durante muchos años manera más parecida, se identificó de manera in- según su entender, a apropiada el teatro clásico, como se hacía en la época sus contenidos, con una que se escribió. idea del nacional-catoli- EL VERSO.- Es el verso cismo imperante que costó lo que nos atrapa, lo que sacarse de encima. es difícil tratar, lo que La creación de la Com- distancia y acerca. Pero pañía Nacional de Teatro está claro que convertirlo ©Lessy Clásico, fue una de esas de- en prosa es una de las op- cisiones capitales, y su pri- ciones, que en más de mera etapa, con Adolfo Marsillach, fue el adecuado una ocasión nos ha reportado grandes adaptaciones. El movimiento para quitarle todos los velos de algo atrasado, verso no es solamente una cuestión filológica, es uno de y fue conquistando espacios en los escenarios y las progra- los elementos fundamentales para la propia actuación, maciones a partir de una revisión actualizada. un condicionante, una estética que deben adoptar los ac- Lo cierto es que si es difícil encontrar una obra de Sha- tores. kespeare sin adaptación, versión, acercamiento de sus Han existido versiones, montajes más iconoclastas, con acciones a nuestro tiempo, con introducción de todos los lenguajes más actuales, pero insuficientes, en número, to- lenguajes más modernos que se han ido incorporando a davía, para entender que tratar de tú a tú a Calderón, a Fer- la caligrafía escénica del siglo XX, a veces con una super- nando de Rojas, a Cervantes o a Lope, es una posición muy ficialidad o un oportunismo chocante y poco adecuado, positiva, una auténtica manera de mostrar el máximo res- lo cierto es que con los clásicos áureos, y con casi todo el peto, a través del conocimiento de sus interioridades, pero teatro clásico español, se va desde el respeto aniquilador con claves actuales para que llegue mejor a los espectado- de toda acción de contemporaneidad, con maquillajes li- res de hoy. Respeto absoluto, pero también libertad para geros del texto para hacerlo más comprensible y convin- dotarles de mayor valor, de acercarlos, elevarlos, confron- cente para los públicos menos acostumbrados al lenguaje tarlos con lenguajes y dramaturgias más modernas. Se lo más barroco e incluso anacrónico de algunas expresio- merecen los clásicos. Se lo merecen los públicos. 9 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  7. 7. SICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOYLEL · T Del verso a la prosa: la adaptación de los clásicos áureos en la escena contemporánea Laeticia Rovecchio Antón Co-directora de la Revista de Investigación Teatral Anagnórisis LA NECESIDAD DE LA DISTANCIA.- El teatro áureo atre Nacional de Catalunya (TNC), por el director francés representa un momento de gran auge en las letras no Georges Lavaudant. solo hispánicas, sino también inglesas, francesas o ita- FUENTEOVEJUNA REVISITADA: TIERRA ROJA DE lianas. Un período de esplendor que consiguió perpetuar ALFONSO SASTRE (1954).- En Fuenteovejuna, el Fénix obras de una calidad inigualable convertidas en clásicos de los Ingenios, valiéndose de un acontecimiento real, universales. Entre los escritores de esa época dorada, al- denuncia el autoritarismo de una sociedad feudal que gunos nombres –Lope de Vega, Calderón, Shakespeare, abusa de sus vasallos. Para ello, consigue crear un per- Molière, Goldoni, y muchos otros– se han convertido en sonaje colectivo, el pueblo, hermanado en la lucha por referentes ineludibles para todas las generaciones poste- la recuperación de su integridad frente al poder despó- riores. Son autores clásicos que han logrado despertar el tico de Fernando Gómez de Guzmán, el Comendador. interés del público de todos los tiempos, de envolverlo Como en el caso de Lope de Vega, Sastre presenta dos en un intento de recobrar una memoria teatral histórica. colectivos enfrentados: por un lado, los mineros, es decir, La impronta del teatro áureo se asoma en muchos es- el proletariado y, por el otro, La Compañía, la autoridad. pectáculos contemporáneos. ¿Cómo puede un teatro tan Si bien en Fuenteovejuna el pueblo se alía para vengarse alejado en el tiempo seguir interesando a dramaturgos, del mal trato del Comendador a Laurencia, en Tierra directores y público? La condición de clásicos pone de roja, el trasfondo argumental se centra en otro aconteci- manifiesto su carácter atemporal. En estas obras late la miento histórico: la sublevación de los mineros asturia- presencia de cuestiones directamente relacionadas con nos de 1934. el ser humano, basadas en las relaciones de poder entre Al igual que Laurencia, clara defensora de la libertad y, personajes tipificados, los sentimientos y luchas que más concretamente, de su honra y sus derechos, capaz estas conllevan. La actualización de los clásicos permite de levantar la sublevación del pueblo y de los hombres, recoger textos desde una mirada distanciada, correspon- Pablo, el protagonista de Tierra roja, consigue aliar el diente a la época actual, y vinculada con las percepciones pueblo –aunque temeroso no solamente de la represión subjetivas del dramaturgo o director a la hora de en- de la autoridad, sino de una lucha vana, que no podrá frentarse con una pieza áurea. Como ya comentaba An- cambiar el orden de las cosas– en la convocatoria de una toine Vitez, el teatro debe proyectar las diferentes huelga general para denunciar las injusticias y, así, de- lecturas que de los textos se hagan. En este sentido, cada fender los derechos de los trabajadores. representación de una obra –y no me refiero a la de un Sastre pone de manifiesto la brutalidad de la autoridad espectáculo concreto a lo largo de su presencia en car- frente a un pueblo acribillado a balazos, apresado y tor- tel– desemboca en puestas en escena distintas que per- turado con el único objetivo de conocer el nombre del miten desentrañar la temática profunda de los textos. causante de la revuelta. La coincidencia con Fuenteove- Las adaptaciones contemporáneas, aunque siguiendo juna es más que evidente, puesto que todos los mineros una tradición ya perceptible en el siglo XX, dan cuenta de se unen en una gran muestra de solidaridad, lanzando, al un cambio sustancial en el paso del verso a la prosa. unísono, el mismo grito: “Fuimos todos”. Todo el pueblo Existe una larga tradición de recitación en versos de se erige en contra de la autoridad, pero, a diferencia de compañías como la Compañía Nacional de Teatro Clá- la comedia de Lope de Vega en la cual el poder monár- sico (CNTC), la Royal Shakespeare Company o la Comé- quico decide no castigar a los rebeldes, en Tierra roja, la die Française, que cada año representan espectáculos del ira del Capitán es incontrolable, lo que obliga a los mi- repertorio clásico, rescatando la belleza de los versos áu- neros a claudicar y retomar su rutina anterior. A pesar reos. Pero, hoy en día, los adaptadores y directores bus- de esta vuelta al orden establecido, Sastre termina con can una conexión más directa con el público, que el verso un tono más optimista. La llegada de un nuevo joven a la a menudo dificulta, sobre todo si procede de textos ex- mina, convencido de la necesidad de unir las fuerzas del tranjeros. En este sentido, la mayoría de reescrituras y pueblo para superar la derrota pasada y, esta vez, conse- adaptaciones demuestran una profunda necesidad de guir restablecer los derechos de los trabajadores, deja aproximar los textos a un público menos acostumbrado muy claro el mensaje sastreano: la rebelión se convierte a leer y escuchar versos mediante actualizaciones en en necesaria; es el único instrumento de protesta y de- prosa. Dos ejemplos serían la reescritura de Fuenteove- nuncia posible para la supervivencia de los derechos del juna de Lope de Vega en Tierra roja de Alfonso Sastre y proletariado. el estreno reciente de El Misantrop de Molière en el Te- EL MISÁNTROPO DE MOLIÈRE VISTO POR LA- 10 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  8. 8. TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁ LT VAUDANT (2011).- Hace apenas unas semanas, en el Te- en un lenguaje mucho más cercano. Esta misma cuestión atre Nacional de Catalunya (TNC), se estrenó El Misan- la podemos encontrar en otros dramaturgos como Jean- trop de Molière, dirigido por Georges Lavaudant y Paul Sartre o el mismo Alfonso Sastre, que sentían una traducido por Sergi Belbel. No es la primera incursión gran preocupación por adaptar textos para las “masas”, del director en el teatro clásico, aunque sí en una obra para que cualquier esfera social pudiera entenderlos. de Jean-Baptiste Poquelin. Entre sus numerosos estre- Pero la innovación de Lavaudant no solo reside ahí. El nos, se encuentran El rey Lear, Hamlet o Coriolà. director francés ambientó su obra –es decir, su lectura Esta pieza de Molière pone en tela de juicio la hipo- de la pieza original de Molière– en el universo artístico e cresía de la sociedad parisina petulante de su tiempo, intelectual. Los personajes ya no encarnan simples bur- abocada en una necesidad absurda de aparentar. Una so- gueses, sino que se convierten en artistas, que viven en ciedad que no puede aceptar al Misántropo, Alceste, por una época incalificable que parece más un limbo, un su exceso de sinceridad frente al resto de personajes que tiempo en suspensión, ya que Lavaudant optó por la pre- se recrean en alguna que otra “mentira piadosa”. Este es sencia de un vestuario basado en una mezcla entre el el debate central que plantea Molière: denunciar la so- siglo XVII y nuestra contemporaneidad. Un vestuario ciedad o mantenerse al margen y, por consiguiente, clau- que permite la lectura en clave coetánea de esta discu- dicar. Pero también es una cuestión vigente en nuestra sión sobre la hipocresía, el sentido de justicia de nuestra sociedad en la que la gente se debate entre la sinceridad sociedad, puesto que los burgueses de antes, claramente y el fingimiento. identificables, se mezclan con los de ahora, lo que per- En la adaptación de Lavaudant, se ve claramente el mite encontrar un profundo correlato entre ambos. paso del verso a la prosa en un intento de acercar el texto Una puesta en escena que, como en el caso de Sastre, al público. En este sentido, para él –aunque también para da cuenta de la necesidad de revivir a los clásicos y de otros directores y dramaturgos– el verso representa una amoldarlos a nuestro tiempo no solo para seguir disfru- reminiscencia arcaica que puede crear una distancia con tando de ellos, sino también para plasmar las preocupa- el espectador. De ahí, su afán por transformar el verso ciones sociales que nos envuelven hoy en día. ¿Qué esperamos de un clásico? Alba Urban Baños Co-directora de la Revista de Investigación Teatral Anagnórisis Porque a veces lo que es contra lo justo, puesta fiel a la original. ¡Cuidado! Los directores no deben por la misma razón deleita el gusto. idear espectáculos históricos. Si así lo hicieran, sobre el esce- Lope de Vega nario solo estarían los actores, unas velas, como mucho unas cuantas cortinas con algún paisaje pintado y poca cosa más. Llevo tiempo dándole vueltas al polémico tema de las ac- Para el filólogo o el historiador podría resultar un espectá- tualizaciones de los clásicos. Siempre que tengo la oportuni- culo interesante, pero el director no trabaja, ni debe hacerlo, dad pregunto a directores, actores, profesores… Quiero saber para un grupo de especialistas, sino para el gran público. Otra qué opinan, quiero conocer dónde está el límite –si lo hay– obviedad, pero a veces va bien recordarlo. por el que una pieza clásica puede dejar de llamarse así. Por otra parte, los directores tampoco deben menospreciar Por el momento solo he sacado una conclusión: todo arte el trabajo filológico de rescate de obras, fijación textual, aná- es subjetivo y, como tal, todo vale. Simplificándolo, “para gus- lisis y contextualización, el estudio del cómo y por qué se lle- tos, los colores”. Es una perogrullada, cierto, pero es impor- varon a escena aquellas obras. Si no tienen en cuenta todo tante tenerlo siempre presente. Es muy fácil estar en el otro esto, pueden perder el punto de partida y crear algo que, re- lado, en el del espectador, y criticar todo lo que va pasando almente, no tenga nada que ver con lo que publicitan en los ante nuestros ojos. Si vemos una puesta en escena que po- carteles. Los filólogos proporcionamos la materia prima, ellos dríamos considerar “clásica”, con vestidos de época, mucha deben cogerla y transformarla, adaptarla a estos tiempos, a las escenografía..., pensamos que el director no se ha arriesgado; nuevas realidades, y acercarla a los espectadores del siglo XXI. y si se moja y presenta una propuesta más moderna, nos que- Todos somos necesarios, los dos mundos son complementa- jamos y decimos que eso no es Lope, y que se ha cometido rios y estamos, por suerte, condenados a entendernos. una herejía. Señores, ¿qué esperamos de un clásico? Todos Ahora bien, después de todo esto, ¿dónde está el límite? o, tendríamos que saberlo antes de ponernos a criticar. mejor dicho, ¿dónde entiendo que está el límite de las ac- Como filóloga, veo a muchos colegas que esperan una pro- tualizaciones de los clásicos? La frontera viene marcada por 11 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  9. 9. SICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOYLEL · T su esencia, por su universalidad, que es, en definitiva, por lo comentar sobre este espectáculo, como bien señaló Sergio que una obra pasa a ser considerada clásica. En mi opinión, Adillo en su estudio “La vida es sueño y el repertorio calde- todo es válido siempre que esto se respete: se puede moder- roniano en la escena contemporánea” (XIV Congreso de la nizar la escenografía y el vestuario, actualizar y suprimir no- AITENSO, Olmedo, 2009); no obstante, solo deseo apuntar tablemente el texto, se puede hacer un ejercicio de la actualización del vestuario: pantalón tejano para Segis- experimentación o fusión con otras disciplinas artísticas…; mundo, soldados con metralletas, cascos de asalto y abrigos todo puede y debe hacerse, pero sin cambiar la esencia. Y, en de cuero tipo Matrix… La escenografía sencilla y práctica, el caso de que la obra se compuesta por una docena de aleje radicalmente del sen- columnas giratorias que se tido original, solo pido tornaban blancas (palacio) o una cosa: que no se nos grises (monte y cárcel). Y lo engañe, que en los carteles que para mí fue una geniali- no se anuncie una obra dad: la introducción de movi- clásica de Calderón, por mientos de danza ejemplo, sino que se indi- contemporánea para dar vida que claramente que es un al paisaje referido; aunque espectáculo a propósito también debo reconocer que, de…, o inspirado en… en ocasiones, se hizo un uso Para ilustrar lo que en- abusivo de ella. tiendo por conservación Con esta puesta en escena de la esencia de un clásico se consiguió llevar un clásico voy a poner tres ejemplos, al futuro, se recreó un halo de ©Lessy tres modos de realizar una ciencia ficción que envolvió a actualización, las tres dife- La vida es sueño sin que, por rentes y las tres, bajo mi punto de vista, válidas. ello, perdiera su esencia, pues Calderón siempre estuvo pre- EL CASTIGO SIN VENGANZA POR LA COMPAÑÍA NA- sente sobre el escenario. CIONAL DE TEATRO (2005).- Eduardo Vasco, para el mon- LA NUMANCIA POR KSEC-ACT (2007).- La compañía ja- taje de El castigo sin venganza (CNTC, 2005), tuvo muy en ponesa Ksec-Act, bajo la dirección de Kei Jinguji, estrenó en cuenta que la obra de Lope era una dramatización de una de España una original versión de la Numancia –en japonés y las novelle de Mateo Bandello, de ahí que la acción se des- subtitulada en castellano–. La adaptación corrió a cargo de arrolle en Italia, aspecto que respetó y acentuó. Yaichi Tajiri, que supo extraer y transmitir la esencia de la Su propuesta se basó en el acercamiento temporal de la tragedia cervantina al centrarse en los dos temas principales historia al situarla en los años treinta-cuarenta, para lo cual de la obra: guerra y honor. Para ello prescindió de los perso- se sirvió, principalmente, del vestuario. De esta forma, el najes secundarios y de las figuras alegóricas, presentándonos duque de Ferrara, vestido con el uniforme militar de la época, a las víctimas agrupadas en coros, a la manera de la clásica hacía clara alusión a Mussolini. La escenografía, sobria, ele- tragedia griega. El resultado fue la intensificación de la des- gante, estaba formada por una tarima de madera, unos telo- esperación del pueblo numantino ante el asedio, el hambre nes y un piano de media cola situado en el centro del y la inminencia de la muerte. escenario que, como si se tratara de un personaje más, inter- La puesta en escena estaba cargada de imágenes de una be- venía al son de la música romántica de Gabriel Faurè. Con lleza y plasticidad sublime, donde predominaron el blanco, todo ello, el director consiguió recrear un ambiente palaciego, color de la muerte en la cultura nipona, y el rojo de la sangre transportándonos a un salón noble de inicios del siglo XX. y el fuego. El trabajo actoral se caracterizó por su depurada Si Lope aproximó a su público a una historia que se re- técnica y la influencia del Kabuki – teatro tradicional japo- montaba dos siglos atrás (el ducado de Ferrara data del siglo nés–, que se reflejaba en las caras espectrales maquilladas de XV), Eduardo Vasco tomó una obra del XVII y la trasladó tres blanco –símbolo de la bondad y del no-rostro– y en cómo el siglos adelante. No hizo falta cambiar de espacio, solo situarla sufrimiento se transmitía a través del mie –imagen estática–. en un contexto histórico que fuera reconocible para el es- Pies descalzos y un vestuario muy sencillo, escondido las más pectador. Y es que tampoco hacía falta mucho más, como de las veces bajo una gruesa y pesada tela blanca, de forma dijo el mismo director: El castigo sin venganza "nos habla del que se limitaba intencionadamente los movimientos de los hombre despechado que mata a su mujer y a su hijo, el go- actores, simbolizando así el peso del destino sobre ellos. bernante que oculta la verdad para conservar su puesto, una Fue un montaje insólito, intercultural y complejo, pero guerra económica que se disfraza de guerra religiosa y dos también respetuoso con el original, con el que se puso de ma- amantes que creen que su felicidad será eterna. Nada más ac- nifiesto la universalidad de los clásicos. tual". Y, si bien disfruté con los tres espectáculos referidos, la pro- LA VIDA ES SUEÑO POR LA COMPAÑÍA SIGLO DE puesta de Ksec-Act marcó un antes y un después en mi vi- ORO DE MADRID (2008).- Una actualización muy dife- sión como espectadora. A partir de ese momento supe qué rente fue la que caracterizó al montaje de La vida es sueño esperaba de un clásico. Ahora les toca a ustedes responder a que dirigió Juan Carlos Pérez de la Fuente. Hay mucho que la pregunta. 12 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  10. 10. TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁ LT El camino del verso llega a Almagro Off Natalia Menéndez Directora del Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro Me gusta caminar. Procura oxígeno al cerebro lo cual viene bien para poner ideas en orden o aclarar otras, también sirve para mirar y escuchar lo que sucede en la calle, e intentar saber qué se respira entre la gente. A veces quedo con amigos y en lugar de ir a tomar algo, les propongo un paseo. En uno de los últimos paseos ami- gables le pregunté a una amiga qué pensaba del Teatro Clásico, sobre el sentido actual y su vigencia. Me con- testó con cierta pasión y contundencia que era una ma- nera de conocer nuestra historia a través de sus modos y costumbres; así como saber si lo que sentían entonces tenía algo que ver con lo que ahora nos conmueve… Una sonrisa animó mi cara. Lo bueno de pasear es que tus gestos no siempre son vistos por la persona que camina a tu lado. Ella disfruta del teatro como espectadora, al que va una quincena de veces al año. Pensé que la con- versación seguiría por otros derroteros pero ella siguió recalcando lo dicho: “Es necesario conocer nuestra his- toria a través de varios puntos de vista; el Teatro es uno cambio. ¡Qué generosidad la suya! Mi recuerdo hoy es que se multiplica con los autores y creadores de escena. para esta gran maestra. Debemos saber qué y cómo pasó. Es una manera para en- En el caminar de maestros y virtuosos, me asaltan las tender el aquí y el ahora…” Estaba totalmente entregada clases magistrales que impartieron excelentes actores y en hablar del Teatro Clásico y no porque hablara con la actrices en la Compañía Nacional de Teatro Clásico bajo directora del Festival Internacional de Teatro Clásico de la dirección de Adolfo Marsillach. Interpretaban acordes Almagro, nuestra amistad nada tiene que ver con “car- a su personalidad, como no podía ser de otra manera, gos y puestos”. pero no variaba la sapiencia de esta técnica. Con ellos A los pocos días, descubro un artículo en El País del descubrí que la libertad era posible dentro de unas pau- director de teatro Edward Hall que dice que: “(…) Sólo tas; la complejidad está en el uso que hacemos del cono- hay una forma de decir a Shakespeare; es como tocar un cimiento. De eso se trataba y de eso se trata hoy. blues, hay que tener disciplina técnica y saber los acor- Desde el Festival, este año proponemos la primera edi- des, pero luego puedes interpretarlo de muchos estilos, ción de Almagro OFF, un certamen internacional para pretendemos acercarnos a nuestro contexto sin ser es- jóvenes directores de escena (la juventud no depende de clavos de una estructura rígida.” Estoy de acuerdo. De- la edad sino del número de direcciones que hayan lle- bemos conocer la técnica para luego hacer con ella lo que vado a cabo). La difusión se realizó a través de ciertas más nos convenga, sin sentirse constreñido por ella. No instituciones y redes sociales, a las que doy las gracias. hay nada más penoso que ver un espectáculo o recibir un Sesenta y dos proyectos de doce países se presentaron. DVD de una obra en verso donde no ha habido ni la más Un consejo asesor eligió diez proyectos, cinco nacionales mínima intención de conocer la técnica de verso. Esto y cinco internacionales. Les ofrecemos un espacio para produce vergüenza porque se falta al respeto a una forma mostrar los diez montajes, el teatro de La Veleta. El pre- teatral que proporciona grandes frutos, a muchos maes- mio Almagro OFF consiste en clausurar uno de los espa- tros que se dejan la piel por enseñar esta técnica, a los cios del ON de este año, el patio de Fúcares, lugar profesionales que cada día se interrogan acerca del Tea- emblemático para el Festival. La elección del consejo ase- tro Clásico. Debemos atajar este intrusismo; en el Tea- sor valoró el conocimiento que, al menos sobre papel, se tro no todo vale, existen códigos y técnicas y quienes los tenía sobre la técnica, y la imaginación y destreza que de desconozcan difícilmente podrán participar. ella se hacía. Me aparecen recuerdos de Josefina García Araez, apa- Las nuevas generaciones vienen pisando fuerte, se pre- sionada del verso, que escribió una de las guías más sen- paran y se atreven, hay que permitirles el espacio para cillas para entender esta técnica y que tuve la suerte de que puedan exhibir su talento y moldear su conoci- aprender con ella. Fue tanta la pasión que nos produjo miento. Almagro OFF hace lo posible por apoyarles. El su amor por el Teatro Barroco que a un grupo reducido equipo del Festival les desea ánimo y suerte en su anda- de personas nos dio clases particulares sin pedir nada a dura barroca. 13 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  11. 11. SICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY · EL TEATRO CLÁSICO HOY Un clásico Ascensión Rodríguez Directora de Jornadas de Teatro del Siglo de Oro de Almería Escribía Marcos Ordóñez en su página de El País Ba- partimos la definición de “clásico” de Marcos Ordoñez, belia del sábado 14 de mayo: “Un clásico es toda obra pre- pasada ya una década del siglo XXI, es imprescindible un térita que parece escrita anteayer: por la profundidad de debate en torno a los límites del teatro clásico. Quizá de su observación, la pervivencia de su diagnóstico y la cla- aquí a unos años nuestros festivales de teatro clásico am- ridad y frescura de su estilo. El misántropo es un clásico.” plíen la nómina de obras y autores y tenga cabida al Y continúa con el elogio de la versión en prosa de Sergi menos hasta el primer tercio del siglo XX. Belbel, la magnífica puesta en escena de Georges Lavau- Por ahora, no es así y desde mediados de junio hasta dant, y el excelente reparto de este Molière del TNC que finales de agosto, concentrándose la oferta en julio, por se podrá ver hasta el 19 de junio. Y es que no hay que es- Alcalá de Henares, Chinchilla, Olmedo, Olite, Niebla, Al- perar a los Festivales de Teatro Clásico para disfrutar de magro, Cáceres, Alcántara, Mérida, se representarán los ellos. clásicos: El perro del Hortelano, La Celestina, Macbeth, Se estrena el Macbeth El castigo sin venganza, de Ur Teatro a finales de Un bobo hace ciento, mayo en el Lope de Vega Cyrano de Nueva Orle- de Sevilla, en el TNT El ans, El sueño de una sueño de una noche de ve- noche de verano, El in- rano dirigido por Pepa visible príncipe del Gamboa, dentro del Festi- baúl, La dama boba, val de Otoño en primavera Las mujeres de Shakes- La comedia de los errores peare, Todo es enredos y Ricardo III con dirección amor, Noche de reyes… de Edward Hall. Es cierto El público llenará los que la mayoría forman teatros, el verano es parte de la programación una buena época y los de los festivales estivales festivales un reclamo. que tradicionalmente tie- Como ya estamos can- nen lugar en la geografía sados de escuchar que española, si bien se inician el teatro pasa por un con la llegada de la prima- buen momento, no así vera en Almería. Digamos que se estrenan al margen de las compañías que reclaman el pago a los ayuntamientos los festivales y se representan a lo largo de toda la tem- y las subvenciones prometidas por las instituciones que porada, pero a su vez son los festivales de teatro clásico se retrasan cada día más, ni los festivales que desesperan los que aseguran su representación y distribución fuera por no poder pagar las facturas y una vez terminado el de los teatros de Madrid, Barcelona, Bilbao, Sevilla… festival, toca suplicar a las administraciones que cum- Molière, Shakespeare, los dramaturgos grecolatinos, La plan lo convenido y como respuesta la frase: “siento co- comedia del arte, nuestro Siglo de Oro y hasta la Edad municarle que los pagos están sufriendo retrasos.” Media tienen su lugar asegurado en el teatro clásico. Con Indudablemente escribo desde mi perspectiva como di- los Sainetes de Ramón de la Cruz la Compañía Nacional rectora de Jornadas de Teatro del Siglo de Oro de Almería. de Teatro Clásico abrió por primera vez su repertorio al Después de veintiocho ediciones seguimos sin alcanzar la es- teatro español del siglo XVIII, posteriormente incluyó a tabilidad y siempre a la búsqueda de apoyos y colaboraciones. Moratín, en ambos casos con dirección de Ernesto Ca- No es la situación habitual, la mayoría de los festivales de- ballero, tarea que se había ido posponiendo durante de- penden directamente de Ayuntamientos, Diputaciones, Pa- masiado tiempo. Siendo José Luis Alonso de Santos tronatos y aunque han sufrido los recortes presupuestarios director de la CNT, Eduardo Vasco dirigió un Don Juan de la crisis han logrado mantenerse, adaptarse a los nuevos Tenorio y posteriormente en 2002 Maurizio Scaparro di- presupuestos y confiar en tiempos mejores. rigió también para la CNTC Don Juan Tenorio, espectá- No solo mantenerse, sino reinventarse, captar nuevos culo coproducido con el CDN. públicos, salir a la calle y llevar la fiesta del teatro a todos Reconsiderar el repertorio de teatro clásico es tarea no los rincones. El público infantil y el familiar tienen ya un solo de la CNTC sino también de los Festivales de Teatro lugar asegurado en todas las programaciones. Y es que Clásico, empezando por Almagro que marca, indudable- es un público que hay que cuidar. Son la garantía de que mente, el panorama del teatro clásico en España. Si com- mañana oigamos los aplausos al terminar la función. 14 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  12. 12. 06-11 Teatre Lliure estrena ‘The end’ Un narco spaghetti western sobre el mundo del teatro � Àlex Rigola se despide de la dirección artística del Teatre Lliure con un espectáculo que define como “un disparate, una locura” En el resumen histórico de la vida fuera... Lo que ha ocurrido es que, dentro que hay puntos de unión incluso entre los del Lliure, ¿cómo te gustaría que de este arte escénico, más necesitado de extremos más opuestos. En lo que a la se definiera esta etapa? las ayudas públicas, y en una ciudad donde nueva dirección se refiere, el Lliure tiene Se me hace difícil contestar. Todos tenemos hay un pulso latente por la escenificación y una particularidad muy buena y que lo un ego muy grande, pero me ruboriza. En un cuidado por parte de las administracio- convierte en uno de los más deseados por todo caso, me gustaría que la gente haya nes, pues ha habido, sin mediación alguna, cualquier artista que pretenda dirigir un te- quedado contenta de esta etapa y por lo una coordinación muy orgánica y natural de atro: la persona final que escoge todos los que me ha llegado, más o menos es así. Yo las tareas y responsabilidades de cada uno. proyectos es el director del teatro, y esta empecé a ver teatro de verdad yendo al Las necesidades o las voluntades de cada persona, hasta el día de hoy, siempre ha Lliure porque me llevaba mi madre cuando equipo artístico han coincidido bastante sido un artista. Normalmente en los tea- era un adolescente y de alguna forma el con el desarrollo y esto ha hecho que el tro públicos o semipúblicos se tiene por Lliure ha sido para mí un punto de refe- TNC se haya ocupado de la nueva escritura encima a un equipo gerente. Aquí no. El ar- rencia. Puede que en algún momento yo escénica, que el Mercat de les Flors a par- tista toma hasta la última decisión y sólo el me aislara de los gustos originales del tir de su nuevo proyecto se haya centrado patronato te podría tumbar las ideas, pero Lliure, pero creo que el espíritu, donde la en las artes del movimiento, y nosotros ha- estamos hablando de sesenta personas palabra arte siempre está presente, es cíamos una labor alrededor de la nueva que representan a la sociedad y al mundo algo que hemos conseguido mantener en creación. de la cultura, más allá de las administra- la casa. Es algo que no puedo certificar, ciones, que también están, evidentemente. porque visto desde dentro se hace muy di- ¿En ese sentido, crees que Lluís No tendría que ser tan extraño. El teatro fícil de analizar, y más públicamente, pero: Pasqual se encontrará con un es su campo, es su territorio y cualquier ¿me siento contento de estos años? Sí. ¿Se Lliure entroncado en una ciudad, cabeza bien amueblada podría hacerlo podía haber hecho mejor? Seguro. Era muy teatralmente hablando, muy dife- bien. Esta posibilidad, que no se lleva de- fácil decepcionar al Lliure, porque detrás rente al que conoce de anteriores masiado últimamente, le dota de una suyo hay una montaña de mitos que no son etapas? fuerza y una personalidad que difícilmente irreales, sino que son piezas fundamenta- Primeramente, para que veas hasta que se le puede dar si simplemente te dedicas les dentro de la historia teatral de España. punto se da esta coordinación, hoy mismo a programar un teatro. Aquí, con todo el Es más, se ha podido ver cómo generacio- hemos comido los responsables de los te- equipo, se decide desde la imagen del pro- nes posteriores bebían de estas fuentes. El atros públicos, para despedirme pero tam- grama de mano hasta la distribución de los listón estaba muy alto y cuando menos, bién para analizar los proyectos. Los presupuestos. Si esta opción, que a mí me creo que hemos conseguido que no baje. teatros públicos y privados de Barcelona ha permitido no seguir estrictamente lo nos reunimos periódicamente para poner que han hecho otros directores en este ¿Y en términos particulares, serían en común nuestra actividad, antes de con- mismo teatro, hay que dar la confianza a los años del Radicals o de los cre- társela a nadie. Incluso celebramos una quien esté al frente del mismo para que adores residentes? gala de temporada en la que participa siga un camino orgánico. Tiene que traba- Hay artistas residentes, todo tipo de nueva también la Asociación de Actores y Direc- jar con naturalidad y organicidad y hacer lo creación, el programa internacional en el tores. Realmente es una cosa única, con que cree que debe. No debemos obligarle que el Lliure ha colaborado tanto saliendo muchas reuniones anuales y un trabajo a que se ocupe de una parte concreta de con nuestros espectáculos como propo- que queda patente en la ciudad. Sabemos la creación escénica que a lo mejor no le niendo a la ciudad espectáculos traídos de que el teatro lo hacemos entre todos, y interesa. Entonces, si hemos decidido que16 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  13. 13. 06-11sea Lluís Pasqual, libertad absoluta para OBRA: THE END. AUTOR: ÀLEX RIGOLA. INTÉRPRETES: CHANTAL AIMÉE, ¿Es verdad que es la primera queél. Sería un gran error buscar a un artista PERE ARQUILLUÉ, IVAN BENET, ANDREU BENITO, JOAN CARRERAS, escribes?que se amolde a cómo está estructurado el PAU CARRIÓ, ORIOL GUINART, JULIO MANRIQUE, LLUÍS MARCO, ALÍ- Bueno, la primera con texto, porque el Eu-teatro hoy. Todo lo interesante se va a re- CIA PÉREZ, FÈLIX PONS, JORDI “KAI” PUIG, ALBA PUJOL, SANTI RI- ropean house ya era creación propia. Decolocar en su sitio y lo que, a lo mejor, no CART, MARC RODRÍGUEZ. PRODUCCIÓN: TEATRE LLIURE. FECHAS: todas formas, ya que cuento esto, teera más que una burbuja, se perderá en el 2-5 DE JUNIO. LUGAR: TEATRE LLIURE (MONTJUÏC). avanzo que estoy preparando un espec-aire. Precisamente los cambios son bue- táculo que se estrenará en el Grec, delnos para esto, para que quien recoja el tipo del 2666 y ese sí, con más enjundia.testigo pueda partir casi desde cero. De Es un poema visual basado en El orígenhecho, yo he decidido irme porque creo estos años. Es una locura, un disparate. de la tragedia de Nietszche. Me haceque al tener esa libertad, por esos mismos Es un spaghetti-western donde hay un mucha ilusión tener dos proyectos en estaderechos hay que dejarlo al cabo de un momento metateatral. La obra narra cómo línea y tan diferentes, uno de despedida ytiempo. unos narcotraficantes esperan en la fron- el otro con todas las intenciones estéticas tera entre México y EEUU a hacer una en- y de contenidos.¿En lo artístico, el cénit de estos trega y mientras tanto, el jefe les vaaños ha sido el 2666? contando por qué no volverá al teatro y es Y paralelamente, acabas de pre-Hay cosas que uno no puede controlar del que la última vez que lo hizo uno de los sentar la Bienal de Venecia. ¿Entodo cuando se está dirigiendo un teatro. actores, a la salida, se ligó a su chica de- qué consistirá?Ha habido proyectos que no he podido des- lante de sus narices. Esto nos da pie para Es un festival pequeño pero que permitearrollar porque no era la plataforma idó- mezclar algunos tópicos con unas cuantas que por primera vez las personas que par-nea. 2666 fue posible porque tuvimos verdades sobre el mundo del teatro. ticipan en él lo disfruten. Lo que intenta sercomo coproductores al Festival Grec y al es como un campus de otoño en el que du-Teatro Cuyás de Las Palmas de Gran Cana- ¿Como la de que es la chica la que rante una semana, la gente que esté inte-ria. Y, en efecto, es el que guardo con más obliga al chico a ir al teatro? resada en trabajar con ciertos artistasamor y cariño de estos ocho años. Sí... o por qué cuando no nos gusta una internacionales tenga la posibilidad de acer- obra decimos que no volveremos al tea- carse a ellos y estar una semana colabo-The end, tiene un punto cercano, tro, cosa que no pasa cuando vamos a ver rando en un laboratorio, no como un sitiocuando menos en la ubicación de una peli. Pero lo hacemos sin un profundo en el que se dan clases, sino como una ex-la historia. análisis filosófico social, aunque se co- periencia donde investigar y colaborar. EsoLo hay. También es verdad que el desierto menta todo. es lo bueno... y más cuando se trata de di-es como una página en blanco. Es un te- rectores como Jan Fabre, Thomas Oster-rreno muy árido donde apenas hay volú- Dicen quienes están cerca que no meier, Jan Lawers, Romeo Castellucci,menes, por lo que todo lo que pongas allá dejas títere con cabeza. Rodrigo García, Calixto Bieito, Joseph Nadj,cogerá volumen. Pero este es un espectá- Es verdad, pero de baja densidad. Hay una Ricardo Bartís, o los escenógrafos Jan Pap-culo de baja densidad, de despedida, que crítica a los actores, que es curioso porque pelbaum, Anna Viebrock, Jim Clayburgh,no tiene ninguna intención estética ni dis- se ve en los ensayos que no están acos- Margherita Palli, Nick Ormerod y Declancursiva. Entonces, te preguntarás por qué tumbrados... Aquí hay para todos, y para Donnellan. Hay muchos ingredientes quelo hacemos. Pues para que el espectador mí mismo el primero, que estoy represen- hacen de este un programa muy intenso yque nos ha seguido de cerca pueda dis- tado sobre el escenario, aunque a través con un pulso escénico de grandes creado-frutar con algunas de las personas con las de un actor, porque ya hundo bastante la res que estarán allá.que hemos venido trabajando durante obra escribiéndola. Borja Relaño 17 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  14. 14. 06-11 Estreno de La Celestina en versión de Eduardo Galán Luz y sensualidad para los amores de Calixto y Melibea � El montaje que se estrena el día 17 en el Festival de Teatro Clásico de Alcalá de Henares cuenta con Genma Cuervo en el papel principal C on adaptación de Eduardo Galán y Gemma Cuervo como principal pro- tagonista, S e c u e n c i a 3 copro- duce, junto a A l b e r t o B l a s c o , Txalo Producciones , Arteatro y SMe- dia , una nueva versión de La Celestina , el clásico de la literatura española del siglo XV atribuido a Fernando de Rojas, que se estrena en el Festival de Teatro Clásico de Alcalá de Henares. La Celestina , “es uno de los grandes templos de la literatura dramática -relata Galán- del género de la comedia humanís- tica de finales de la edad media; no era un teatro para ser representado sino para ser leído. Pero creo que es una de las obras OBRA: FERNANDO DE ROJAS. VERSIÓN: EDUARDO GALÁN. INTÉRPRETES: GEMMA CUERVO, ALEJANDRO ARESTEGUI, JUAN CALOT, OLALLA ESCRI- donde que más se refleja el ser humano de BANO, SANTIAGO NOGUÉS, ROSA MERÁS, JORDI SOLER, NATALIA ERICE, IRENE AGUILAR, DIRECTOR: MARIANO DE PACO SERRANO. MÚSICA: ahora y de siempre, que se mueve por dos TOMÁS MARCO. . ESTRENO: 17-18 DE JUNIO, FESTIVAL DE TEATRO CLÁSICO DE ALCALÁ DE HENARES. auténticas pasiones, la del deseo sexual y la del dinero. Y en época de crisis econó- mica, más todavía”. Por lo tanto, el adap- tador del texto considera que, desde la El montaje que se estrenará el 17 de cerá y emocionará al espectador”, narra visión de lo clásico, la obra de Fernando de junio en Alcalá de Henares es una versión convencido Galán. Rojas, “con todo lo que tiene de antiguo su más reducida de lo habitual, que dura más “La obra de Fernando de Rojas tiene texto, refleja bien el mundo actual, es la pri- o menos en torno a las dos horas. “Se trata humor; recordemos que es una tragicome- mera obra realmente urbana donde se ve la de una L a C e l e s t i n a con mucho ritmo, dia que tiene muchísimo de tragedia, pero lucha de clases, donde los criados critican muy ágil, permitiendo que el público más tiene también partes de humor y en esta a los señores”. alejado de los clásicos se pueda acercar con ocasión vamos a encontrarnos a una Celes- En el montaje que produce Secuencia ganas de disfrutar, de pasarlo bien. Para tina que tiene muchísima luz, que va a bri- 3 y que significa la última versión de una ello, sin modificar el texto, hemos buscado llar”, según Eduardo Galán, quien ha sido obra muy adaptada, “entendemos que la reducir al máximo toda la parte retórica que durante largos años profesor de literatura y obra tiene otro punto maravilloso, el mundo tiene la obra, que es maravillosa pero difícil habla con pasión del clásico. “La Celes- de la seducción, de la brujería, de la hechi- de seguir, para que sea más digerible, más tina es puta vieja, como dice la obra, pero cería, que tiene mucho de sorprendente. breve”, aclara Galán es la gran puta vieja de Salamanca, la gran Pensamos que el público de hoy puede “Va a sorprender porque es la misma madame de finales del siglo XV que lo tuvo estar interesado en acercarse a una obra ‘Tragicomedia entre Calixto y Melibea’, con todo, a todos los hombres ricos de la época. de la que se han hecho tantas versiones, todos los hechos esenciales del texto origi- Por lo tanto no es una pobre vieja apagada tratada desde el enfoque de la magia, que nal y el lenguaje de la época; pero en una vestida de luto y escondida no, tiene la luz es nuestra propuesta”. función divertida, apasionante, que compla- que le da el haber sido una gran dama que18 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  15. 15. 06-11ha tenido el arte de la seducción, y queahora ejerce de mediadora”. Por lo tanto, elmontaje “quiere proponer una lectura máspícara de Celestina, presentando a unamujer que juega con el hechizo, con el con-juro... y con el arte de la palabra”.ROMPER PREJUICIOS Al adaptar un texto clásico, el mayor temoro preocupación de Eduardo Galán es “el pre-juicio que hay con La Celestina . Cuando sehabla del teatro clásico hay una serie de gran-des obras en las que todo el mundo coincide,como ‘La vida es sueño’ pero la obra de Fer-nando de Rojas da miedo, y se necesita unbagaje cultural muy grande para que puedainteresar; es una obra difícil, reiterativa y conlarguísimos parlamentos, con muchas refe-rencias, metáforas y refranes”, por lo que,como se ha señalado anteriormente, el mon- jería, hasta Fernando de Rojas; por lo que El elenco de actores se completa contaje de Secuencia 3 busca que esta La Ce- nosotros potenciamos este aspecto”. Santiago Nogués, Rosa Merás, Jordi Soler,lestina , respete profundamente la esencia Además de Gemma Cuervo como Celes- Natalia Erice, Irene Aguilar y Juan Calot.del texto de Fernando de Rojas, cuya primera tina, Alejandro Arestegui en el papel de Ca- Tras su estreno en Alcalá de Henares,edición conocida data de 1499, y sea a su vez lixto y Olalla Escribano en el de Melibea donde permanecerá por dos días, el montajedigerible para la sociedad actual. -sustituyendo a Natalia Sánchez, inicial- iniciará una gira que lo llevará al Festival In- Galán incide en el elemento mágico que mente en cartel- son los principales actores ternacional de Teatro Clásico de Almagro (19impregna la obra, como elemento diferen- de la versión de Eduardo Galán, que dirige y 20 de julio), Caravaca de la Cruz (22 deciador de la versión que presentan. “Los úl- Mariano de Paco Serrano y cuya música ori- julio), el Festival de Teatro Clásico de Olite (28timos montajes de la obra, con una ginal ha compuesto Tomás Marco. “Se ha de julio) y al Festival Lucentum de Alicante (30mentalidad actual, han pasado por alto el hecho una profunda formación con los ac- de julio). Después las representaciones pro-hechizo, está pero no se le da importancia. tores desde el punto de vista textual con el siguen en el Festival de Niebla en agosto y enY nosotros asumimos el reto de realizar una original -han estudiado la obra, desmenu- San Sebastián de los Reyes, Santurtzi, Maja-nueva La Celestina , con una clave más zado el texto...- y se cuenta con un reparto dahonda y San Martín de Valdeiglesias en oc-mágica, donde el amor, la pasión y el en- de actores muy bien preparado y experi- tubre, para recalar en Arroyomolinos,cuentro sexual entre Melibea y Calixto se mentado en el teatro clásico, encabezados Donostia y Zamora en noviembre y Segovia yapoya muchísimo en el hechizo; pues para por Gemma Cuervo que está impresionante. Collado Villalba en diciembre.el lector de la época era muy importante. La Interpreta a una Celestina muy creíble, ygente de finales del siglo XV creía en la bru- sorprenderá, estoy convencido”. Anartz Bilbao 19 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  16. 16. 06-11 “A ópera dos tres reás” del Centro Dramático Galego Quico Cadaval dirige a Tosar en un clásico de Brecht � Con la partitura y la instrumentación original que le valió a Kurt Weill el que Hitler lo tildara de representante del arte degenerado D entro del Año de la Música de Gali- cia, el Centro Dramático Galego presenta su segunda propuesta escénica para esta temporada, A ópera dos tres reás , con texto de Ber- told Brecht y música de Kurt Weill que se estrenará el 23 de junio en el Auditorio de Galicia de Santiago de Compostela. Según el director del montaje, Quico Ca- daval, el problema con Brecht es que se habla de él pero su obra se conoce poco. “Somos muy brechtianos, nos sentimos Fotografía de ensayo identificados por esa manera iconoclasta y descarada de hacer teatro, esa manera de TÍTULO: A ÓPERA DOS TRES REÁS. AUTOR: BERTOLT BRECHT (TEXTO) Y KURT WEILL (MÚSICA). DRAMATURGIA Y DIRECCIÓN ESCÉNICA: QUICO CADAVAL. INTÉR- huir del sentimentalismo pero nadie lo lleva PRETES: LUIS TOSAR, BEGOÑA SANTALICES, MARCOS ORSI, MURIEL SÁNCHEZ, MÓNICA DE NUT, CÉSAR GOLDI, ALBA MESSA, VICTOR L. MOSQUEIRA, MARTA a escena. Y la única manera de conocer a PAZOS, FRANCISCO PÉREZ ‘NARF’, SERGIO ZEARRETA. DIRECCIÓN MUSICAL: DIEGO GARCÍA RODRÍGUEZ. DIRECTOR DE CANTO: RAMÓN BERMEJO. PRODUC- un creador teatral es metiéndole el diente, CIÓN: CENTRO DRAMÁTICO GALEGO. ESTRENO: 23-24-25 Y 26 DE JUNIO, AUDITORIO DE GALICIA (SANTIAGO DE COMPOSTELA). que es a lo que estamos”. Sobre la música que acompaña al texto, “con todo el respeto para Brecht, si la obra es inmortal es por las partitura que escribió lor’ –significado real del título– en los años dignidad del ser humano es ganarse el dinero Kurt Weill –sin música el argumento se en- 20, está ambientada en los barrios bajos del a cambio de un trabajo digno, pero a nadie le tiende pero es un globo desinflado–”, pro- Londres imperial”. es ajeno saber que muchas veces nosotros sigue Cadaval. Además, en la versión En la versión gallega, el montaje va a mendigamos, nos prostituimos o robamos; gallega “la obra tendrá la misma partitura e estar muy pegado a la letra de Brecht, por lo que Brecht realiza una metáfora mo- instrumentación que la hizo mítica, la del es- “adentrándose en su mundo y en sus jue- numental de la indignidad de las relaciones treno; que quizás hoy nos parezca normal gos; intentando alterar lo sublime y lo ridí- sociales. Pero lo hace desde la alegría, el pero que en su día se consideró un desafío culo con su sensibilidad”. Por lo tanto, “no humor y la ironía, no tiene nada que ver con y una verdadera provocación, lo que le valió hemos hecho una actualización, aunque Oliver Twist. Es importante saber que ellos es- a Weill el honor de ser citado por Hitler traerlo a Galicia, una cosa portuaria... ten- taban divirtiéndose”. como representante del arte degenerado”. dría mucha gracia” reconoce Cadaval. “Nos Por ello, Cadaval, a quien no le preocu- A ópera dos tres reás se estrenó en parece más interesante que sea el público el pan las comparaciones sino la experiencia Berlín en 1928, “en el principal período de que haga la analogía con los tiempos ac- del público, busca que éste vea algo fresco, entreguerras, de crisis brutal, en la que Eu- tuales de nuestro país”. “sin que esté sacado del congelador ni ropa salía del desastre de la Primera Guerra El director escénico considera que lo más tenga aditivos extraños. En esto hay que ser Mundial y de la gripe”; pero realmente importante de la obra es que los tres grupos brechtiano, cuando decía que el realismo no Brecht ambienta la obra en la Inglaterra de protagonistas son gente que gana dinero de es una forma de hacer teatro sino de inte- 1850, en el centro del imperio. Por lo tanto, una manera medianamente irregular, mendi- resarse por la realidad del público”. “aunque imaginamos ‘la ópera de poco va- gos, ladrones y prostitutas. “Teóricamente la Del reparto, encabezado por Luis Tosar,20 w w w. a r t e z b l a i . c o m
  17. 17. 06-11“estoy muy contento con el equipo” reco-noce el director, “porque creo que todosestán entregados a la fiesta”. Inmersos enlos ensayos, “tienen una voluntad de apren-der muchísimo, de tener una experiencianueva, donde los actores salen a hacer te-atro y al mismo tiempo existe esa especiede libertinaje de salir a ‘hacer la mona’, quese complementa con un rigor muy fuerte enla parte del canto”. Además, Cadaval des-taca que “los actores son muy potentes yestán regresando a la esencia ácida de laobra. Eso para mi es muy gozoso”. Junto a Tosar, Begoña Santalices, MarcosOrsi, Muriel Sánchez, Mónica de Nut, CésarGoldi, Alba Messa, Victor L. Mosqueira, MartaPazos, Francisco Pérez ‘Narf’ y Sergio Zea-rreta componen el elenco de actores. Fotografía de ensayo Anartz Bilbao Luis Tosar: <Brecht y Weill eran muy gamberros> “A medida que trabajamos en la obra descubrimos que Bretch y Weill eran muy gamberros, tanto como nosotros” ríe Luis Tosar, quien nos habla de unos ensayos “con espíritu de cabaret”. De su personaje, Mackie Navalla,”es siempre muy divertido hacer el canalla”, confiesa. “No es un malo ma- lote, es un tipo que se ha dedicado a la delincuencia de calle durante toda su vida, buscándose la vida, y está en ese tránsito de cambiar de clase y hacerse burgués. Con todo lo que ha aprendido a través de acuchillar a gente, de violar, de robar, de incendiar y más ‘bondades’ a las que se dedicaba, cree ahora que la mejor ma- nera de entrar en sociedad y hacerse rico es, en vez de robar un banco, fundar uno directamente” narra el actor gallego; “lo cual es un discurso muy acorde con los tiempos”, concluye. Tosar, que en la función cantará en directo ciñéndose “a las tesituras originales”; relata también el compañe- rismo existente en los ensayos. “Aquí en Galicia en general ese clima existe casi por definición. Nos conoce- mos de mucho tiempo atrás, de shows muy canallas, de café-teatro, y el ambiente es de mucho cachondeo... hasta tener problemas a la hora de establecer disciplina, aunque somos profesionales y a la hora de la ver- dad siempre damos el callo”. Además, considera ese espíritu adecuado para A ópera dos tres reÀ

×