Marco conceptual y pedagógico
       para la implementación
de la Formación por Proyectos
                   en el SENA
SENA
Doctor DARÍO MONTOYA MEJÍA
Director General
Doctor JOHN JAIRO DÍAZ LONDOÑO
Director de Formación Profesional
Doctor J...
AGRADECIMIENTOS




El equipo de Alecop S. Coop. – Didáctica Proyectos Educativos, S. Ltda, agradece a
los Centros de Form...
AGRADECIMIENTOS



                  Centro Multisectorial de Occidente. Regional Cundinamarca
                  Complejo ...
ÍNDICE DE CONTENIDOS




Introducción........................................................................................
ÍNDICE DE CONTENIDOS



                 3. El aprendizaje activo ...........................................................
ÍNDICE DE CONTENIDOS



5. Experiencias Internacionales......................................................................
ÍNDICE DE FIGURAS




Figura 1    Desarrollo de competencias por niveles educativos (MEN – Colombia). . . . . . . . . . . ...
ÍNDICE DE FIGURAS



                    Figura 18   Identificación y selección de Proyectos. . . . . . . . . . . . . . . ...
ÍNDICE DE TABLAS




Tabla 1    Comparación entre proceso tradicional de aprendizaje y proceso basado en proyectos. . . . ...
Introducción
troducción Introducción I
 cción Introducción Introd
 n Introducción Introducc
troducción Introducción I
 cción Introducci...
En este documento se recogen diferentes as-          matizada de proyectos en los procesos de en-
pectos relacionados con ...
CAPÍTULO • Introducción



                                     ra ello, se presenta un panorama amplio, que      el que s...
CAPÍTULO • Introducción



internacionales con un amplio Anexo en el          Cabe señalar que si bien la finalidad de est...
CAPÍTULO 1

             Justificación
             de la adopción
             de metodologías
             activas para ...
stificación de la adopción
etodologías activas para e
rendizaje Justificación de
opción de metodologías a
s para el aprend...
Bajo el término de globalización se sitúan toda    ver y avanzar en un desarrollo mundial más
una serie de procesos de tra...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



                      En este mar...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



                                 ...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



                      c) Desarrol...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



de recursos. En su puesta en prác...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



                      para la con...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



de habilidades transferibles “…pr...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



                      profesiones...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



La vigencia y el impulso en Améri...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



                      tres última...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



dos los niveles de la organizació...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



                      las empresa...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



ayuda a que las empresas tengan u...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



                      Pero la pre...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



y aprendizaje –entre los que situ...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



                                 ...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



te, Vargas (2004b) señalaba algun...
CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje



                      Pero la act...
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
FormacióN Por Proyectos En El Sena
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

FormacióN Por Proyectos En El Sena

124,412

Published on

9 Comments
23 Likes
Statistics
Notes
No Downloads
Views
Total Views
124,412
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
11
Actions
Shares
0
Downloads
3,279
Comments
9
Likes
23
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

FormacióN Por Proyectos En El Sena

  1. 1. Marco conceptual y pedagógico para la implementación de la Formación por Proyectos en el SENA
  2. 2. SENA Doctor DARÍO MONTOYA MEJÍA Director General Doctor JOHN JAIRO DÍAZ LONDOÑO Director de Formación Profesional Doctor JIOVANY OROZCO PARRA Asesor del Director General Doctora XIMENA SERRANO Profesional Dirección de Formación Profesional Documento elaborado por: XAVIER CARRERA Doctor en Psicopedagogía (Universidad de Lleida) MIREN ITZIAR ZUBIZARRETA Doctora en Pedagogía (Mondragon Unibertsitatea) VICTORIA RODRÍGUEZ Doctora en Ingeniería (Mondragon Unibertsitatea) NÉSTOR ARANA Doctor en Ingeniería (Mondragon Unibertsitatea) EUGENIO ASTIGARRAGA Licenciado en Pedagogía (Alecop, S. Coop.) ISBN Obra Independiente: 978-958-8185-38-5 Con la colaboración de: 2007. Didáctica Proyectos Educativos Ltda –Alecop S. Coop. Carrera 18 No. 78-40 Oficina 701. Bogotá D.C. LUIS M. LARRIETA Licenciado en Antropología (Alecop, S. Coop.) Impreso por: Servicio Nacional de Aprendizaje –SENA– ALONSO SOTO Bogotá, D.C. Especialista en Edumática con énfasis en Multimedia (Didáctica, S. L.) ALFONSO BRIJALDO Martha C. Sarmiento S. Magíster en Pedagogía de la Tecnología (Didáctica, S. L.) Diseño, armada electrónica
  3. 3. AGRADECIMIENTOS El equipo de Alecop S. Coop. – Didáctica Proyectos Educativos, S. Ltda, agradece a los Centros de Formación Profesional de las diferentes regionales del país, a sus directivos, instructores y aprendices que con sus valiosos aportes nos ayudaron, desde la cotidianidad del aula, a construir y consolidar esta propuesta. Todo este tra- bajo no hubiera sido posible sin los innumerables aportes que hemos recibido a lo largo de casi un año de trabajo en común. A las instituciones y sus equipos de profesionales: Centro de Formación en Agroindustria. Regional Huila Centro de Servicios y Gestión Empresarial. Regional Antioquia Centro de Tecnología de la Manufactura. Regional Antioquia Centro Multisectorial de Barrancabermeja. Regional Santander Centro Industrial y de la Aviación. Regional Atlántico Centro Industrial y de la Construcción. Regional Bolívar Centro de Atención al Sector Agropecuario – CASA. Regional Boyacá Centro de Industria y la Construcción. Regional Caldas Centro Agropecuario. Regional Córdoba Centro de Atención Integral Multisectorial de Cúcuta. Regional Norte de Santander Centro de Electricidad, Electrónica y Telecomunicaciones. Regional Distrito Capital Centro de Gestión Comercial y Mercadeo. Regional Distrito Capital Centro Industrial de Girón. Regional Santander Centro Multisectorial del Norte. Regional Huila Centro Agropecuario del Meta. Regional Meta Centro Multisectorial de Mosquera. Regional Cundinamarca Centro Multisectorial de la Costa Pacífica. Regional Nariño Centro de Industria, Comercio y Turismo. Regional Quindío Centro de Industria y la Construcción. Regional Tolima Centro Nacional de Asistencia Técnica a la Industria. Regional Valle Centro de Comercio y Servicios. Regional Valle
  4. 4. AGRADECIMIENTOS Centro Multisectorial de Occidente. Regional Cundinamarca Complejo Tecnológico para la Gestión Agroempresarial. Regional Antioquia Centro Multisectorial de Oriente. Regional Antioquia Complejo Tecnológico Agroindustrial, Pecuario y Turístico - Urabá. Regional Antioquia Centro Multisectorial de Arauca. Regional Arauca Centro de Comercio y Servicios. Regional Atlántico Centro de Gestión Administrativa. Regional Distrito Capital Centro de Servicios Financieros. Regional Distrito Capital Centro Nacional de Hotelería, Turismo y Alimentos. Regional Distrito Capital Centro de Comercio y Servicios. Regional Bolívar Centro de Comercio y Servicios. Regional Boyacá Centro Multisectorial de Yopal. Regional Casanare Centro de Comercio y Servicios. Regional Cauca Centro de Operación y Mantenimiento Minero. Regional Cesar Centro Multisectorial de Montería. Regional Córdoba Centro Multisectorial de Girardot. Regional Cundinamarca Centro Industrial y Comercial. Regional Guajira Centro Multisectorial de Villavicencio. Regional Meta Centro Internacional de Producción Limpia – Lope. Regional Nariño Centro de Comercio y Servicios. Regional Risaralda Centro de Comercio y Servicios. Regional Santander Centro de Atención Integral Multisectorial de Sincelejo. Regional Sucre Centro de Comercio y Servicios. Regional Tolima Una especial mención a Henry Vanegas (Subdirector encargado del Centro de Dos- quebradas) y a todo su equipo de Instructores, que siempre han estado dispuestos a mostrar(nos) lo que hacen, a apoyar nuestro trabajo, a reflexionar en común… Finalmente, nuestro agradecimiento y reconocimiento a Ximena Serrano, y su equi- po de trabajo, quien ha hecho posible sortear los escollos y superar las dificultades que se han presentando en todos estos meses, a fin de llevar a buen término este Proyecto, y, particularmente, porque estamos seguros que, en adelante, serán quie- nes dinamicen, dirijan e impulsen la extensión y generalización de la Estrategia de Formación por Proyectos en todo el SENA en los próximos años. Gracias a todos/as.
  5. 5. ÍNDICE DE CONTENIDOS Introducción..................................................................................................................................15 1. Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje .....21 1.1. Recomendaciones y acciones internacionales ...........................................................................25 1.2. Demandas del mundo del trabajo .................................................................................................31 1.3. Formación basada en competencias .............................................................................................37 1.4. Principios de aprendizaje...................................................................................................................41 1.5 Principios didácticos............................................................................................................................48 2. Formación por proyectos y desarrollo de competencias .......................................55 2.1. La Formación por Proyectos como estrategia para el desarrollo de Competencias Técnicas y Competencias Laborales Generales.......................................57 2.1.1. Extensión de modelos de Formación Basados en Competencias ............................................57 2.1.2. Evolución en el enfoque de Competencias......................................................................................59 2.1.3. El cambio metodológico premisa para el desarrollo de Competencias .................................61 2.2. Formación por Proyectos en el SENA: El caso de la Tecnología Básica Transversal (TBT).....................................................................................................................65
  6. 6. ÍNDICE DE CONTENIDOS 3. El aprendizaje activo ..........................................................................................................69 3.1. Implementación de Técnicas Didácticas Activas ........................................................................76 3.1.1. El Método de Proyectos..........................................................................................................................80 3.1.2. El Estudio de Casos ..................................................................................................................................85 3.1.3. Los Juegos de Simulación ......................................................................................................................88 3.1.4. Análisis de Objetos, Sistemas, Servicios…........................................................................................89 3.1.5. Otras técnicas didácticas activas ..........................................................................................................90 4. Guía para la implementación y sistematización de la Formación por Proyectos .............................................................................................93 4.1. Identificación de variables del proceso.........................................................................................98 4.2. Fases de implantación del proceso a nivel de Centro...........................................................103 4.2.1. Definición ..................................................................................................................................................105 4.2.2. Planificación..............................................................................................................................................109 4.2.3. Ejecución....................................................................................................................................................115 4.2.4. Seguimiento..............................................................................................................................................116 4.2.5. Finalización................................................................................................................................................118 4.3. Fases de implantación del proceso a nivel de ambientes de aprendizaje .....................119 4.3.1. Definición ..................................................................................................................................................120 4.3.2. Planificación..............................................................................................................................................132 4.3.3. Ejecución ...................................................................................................................................................144 4.3.4. Seguimiento .............................................................................................................................................146 4.3.5. Finalización ...............................................................................................................................................148
  7. 7. ÍNDICE DE CONTENIDOS 5. Experiencias Internacionales.........................................................................................151 5.1. Mondragon Unibertsitatea (País Vasco): Rediseño del proceso de enseñanza-aprendizaje ..............................................................................................................155 5.1.1. La Planificación y el Plan de Formación de la Titulación ..........................................................156 5.1.2. Rediseño del Plan de Estudios y del Currículo .............................................................................162 5.1.3. Innovación Metodológica.....................................................................................................................164 5.1.4. Evaluación del Aprendizaje..................................................................................................................168 5.1.5. Desarrollo de Competencias Transversales ....................................................................................169 5.1.6. Dificultad del cambio.............................................................................................................................170 5.2. Universidad de Aalborg (Dinamarca) ..........................................................................................172 5.2.1. Organización de la titulación ..............................................................................................................173 5.2.2. Espacios de trabajos ..............................................................................................................................174 5.2.3. Formación del profesorado .................................................................................................................174 5.2.4. Metodología..............................................................................................................................................175 5.2.5. Proyectos ...................................................................................................................................................176 5.3. Experiencias en otras Universidades (referencias) .................................................................182 Conclusiones ...........................................................................................................................185 ANEXOS ...........................................................................................................................191 ANEXO 1 .....................................................................................................................................................193 ANEXO 2 .....................................................................................................................................................197 Referencias Bibliográficas y Direcciones Web ...............................................................................217
  8. 8. ÍNDICE DE FIGURAS Figura 1 Desarrollo de competencias por niveles educativos (MEN – Colombia). . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 59 Figura 2 Componentes para la Formación Integral. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 61 Figura 3 Organización de secuencias de aprendizaje en base a Técnicas Didácticas Activas. . . . . . . . . . . 78 Figura 4 El ciclo de la formación y la reflexión orientadas a la actuación.. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 79 Figura 5 Evolución de las secuencias de enseñanza-aprendizaje y autonomía del aprendiz. . . . . . . . . . . 80 Figura 6 Representación gráfica del Método de Proyectos. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 81 Figura 7 Modelos de Estudio de Casos. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 87 Figura 8 Sistematización e implantación de la FpP. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 96 Figura 9 Tipos de decisiones. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 97 Figura 10 Aspectos que intervienen en la formación. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 99 Figura 11 Relación entre las variables que intervienen en la FpP. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 103 Figura 12 Proceso de implantación y sistematización de la FpP. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 104 Figura 13 Agentes involucrados. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 105 Figura 14 Fase del proceso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 105 Figura 15 Entradas y salidas de la fase de definición (a nivel de Centro). . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 106 Figura 16 Entradas y salidas de la fase de planificación (a nivel de Centro). . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 109 Figura 17 Actividades básicas en la implementación de la FpP. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 111
  9. 9. ÍNDICE DE FIGURAS Figura 18 Identificación y selección de Proyectos. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 113 Figura 19 Matriz de priorización. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 114 Figura 20 Entradas y salidas de la fase de ejecución (a nivel de Centro). . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 116 Figura 21 Proceso de toma de decisiones. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 117 Figura 22 Entradas y salidas de la fase de seguimiento (a nivel de Centro). . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 117 Figura 23 Entradas y salidas de la fase de finalización (a nivel de Centro). . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 118 Figura 24 Fases del proceso de implementación a nivel de ambientes de aprendizaje. . . . . . . . . . . . . . . 119 Figura 25 Entradas y salidas en la fase de definición (nivel de ambientes de aprendizaje).. . . . . . . . . . . 120 Figura 26 Niveles de participación de los aprendices en la definición de propuestas de trabajo. . . . . . . 123 Figura 27 Entradas y salidas en la fase de planificación (nivel de ambientes de aprendizaje). . . . . . . . . 133 Figura 28 Entradas y salidas en la fase de ejecución (nivel de ambientes de aprendizaje). . . . . . . . . . . . 145 Figura 29 Entradas y salidas en la fase de seguimiento (nivel de ambientes de aprendizaje). . . . . . . . . 146 Figura 30 Entradas y salidas en la fase de finalización (nivel de ambientes de aprendizaje). . . . . . . . . . 149 Figura 31 Mondragon Unibertsitatea. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 157 Figura 32 Elementos para la definición del perfil de carrera. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 158 Figura 33 Estructura de la coordinación vertical.. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 164 Figura 34 Evolución del trabajo sobre Competencias Transversales. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 170 Figura 35 Universidad de Aalborg – Ejsberg. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 173 Figura 36 Metodología POPBL. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 177 Figura 37 Círculo de Kolb. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 177 Figura 38 Recorrido de un proyecto. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 178 Figura 39 Elementos para el análisis del proceso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 180 Figura 40 Aula de Evaluación. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 181 Figura 41 Organización del día de la evaluación. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 181
  10. 10. ÍNDICE DE TABLAS Tabla 1 Comparación entre proceso tradicional de aprendizaje y proceso basado en proyectos. . . . . . 75 Tabla 2 Tipología de Proyectos. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 86 Tabla 3 Juegos de Simulación: Momentos de uso y Función didáctica. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 89 Tabla 4 Fases para el Análisis de Objetos, Sistemas, Servicios y Actividades Comerciales. . . . . . . . . . . . 91 Tabla 5 Funciones y tareas en relación a la Estructura Curricular. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 121 Tabla 6 Fases para el desarrollo de diferentes Técnicas Didácticas Activas.. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 129 Tabla 7 Ejemplo de definición de Itinerario Formativo. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 132 Tabla 8 Ejemplo de planilla para asignación de Instructores. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 134 Tabla 9 Ejemplo de Cronograma para el desarrollo de una Estructura Curricular. . . . . . . . . . . . . . . . . . 135 Tabla 10 Ejemplo de Cronograma para el desarrollo de un Proyecto. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 136 Tabla 11 Resultados del Análisis de Prensa escrita. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 161 Tabla 12 Estructura de la coordinación horizontal. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 165 Tabla 13 Ejemplos de Proyectos realizados en MGEP. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 168 Tabla 14 Criterios y ponderación para la evaluación de Proyectos en MGEP. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 169
  11. 11. Introducción
  12. 12. troducción Introducción I cción Introducción Introd n Introducción Introducc troducción Introducción I cción Introducción Introd n Introducción Introducc troducción Introducción I cción Introducción Introd
  13. 13. En este documento se recogen diferentes as- matizada de proyectos en los procesos de en- pectos relacionados con la Implementación y señanza-aprendizaje, b) el trabajo de reflexión Sistematización de la Estrategia de Formación e investigación teórica que sobre esta temática por Proyectos. Los distintos apartados que se vienen desarrollando –tanto a nivel nacional presentan, buscan el situar de manera contex- como internacional– estos profesionales e ins- tualizada la implementación de este tipo de es- tituciones, y c) los diferentes aportes realiza- trategias, a la par que marcar y señalar los prin- dos por Aprendices, Instructores, Coordina- cipales pasos y procesos que deben tomarse dores y Subdirectores en el contexto del desa- en consideración para introducir, asentar y ge- rrollo de este Proyecto (y también en otros an- neralizar el cambio didáctico-metodológico en teriormente realizados en esta institución), una institución. Se complementa todo ello con que han permitido el progresivo conocimien- algunas experiencias y diversas referencias que to y profundización sobre la compleja y diná- pueden ampliar, enriquecer y matizar los pro- mica realidad que, en particular, desde el pun- cesos señalados. to de vista de la formación de los colombianos y colombianas, es el SENA. El documento, es fruto del trabajo conjunto de diferentes profesionales e instituciones del A partir de todo ello, este documento se es- mundo formativo, y toma como fuentes de tructura en cinco grandes apartados. El prime- partida tres grandes ámbitos: a) la experiencia ro se centra en poner las bases que justifican e de estos profesionales e instituciones en la for- impulsan el cambio didáctico-metodológico mación, y, en particular, en la aplicación siste- en los procesos de enseñanza-aprendizaje. Pa-
  14. 14. CAPÍTULO • Introducción ra ello, se presenta un panorama amplio, que el que se recoge el trabajo de sistematización hace un recorrido por diferentes aspectos (re- realizada al efecto por Instructoras del CAISA de Boyacá1. comendaciones internacionales, demandas del mundo del trabajo, principios de aprendiza- je…) que subrayan, orientan y favorecen este El apartado cuarto, es el que -a dos niveles, cambio. Centro y Ambiente de Aprendizaje- define y explicita las fases que deben seguirse para la El segundo apartado, aborda de forma especí- implementación sistematizada de la Estrategia fica el proceso formativo enfocándolo desde de Formación por Proyectos. Tomando como dos de las perspectivas que, actualmente en base los trabajos y propuestas realizadas por el muchos lugares, son la base para el diseño y prestigioso Project Management Institute desarrollo de los procesos de enseñanza- (PMI), se concretan -para los dos niveles seña- aprendizaje: la Formación por Proyectos y la lados- las cinco fases requeridas para implan- Formación Basada en Competencias. Tras al- tar, asentar y extender la Formación por Pro- gunas consideraciones en torno a ambos enfo- yectos en los Centros del SENA. Estas fases, ques, y a su validez y pertinencia para el con- que deben entenderse en una perspectiva cícli- texto actual del SENA, se repasa, a modo de ca y no lineal, son las de: Definición, Planifica- ejemplo, un espacio formativo que ya con an- ción, Ejecución, Seguimiento y Finalización. terioridad apuntaba -en su medida- al desarro- llo de procesos de enseñanza-aprendizaje so- El quinto apartado, busca mostrar -desde la portados en los dos enfoques mencionados. práctica- algunos ejemplos de instituciones que, con sus correspondientes particularida- En el tercero de los apartados, se hace una des, han implementado de forma sistemática aproximación a algunas de las principales Téc- la Formación por Proyectos. Para ello, se cen- nicas Didácticas Activas que se utilizan en dife- tra la mirada en dos de estas instituciones: la rentes lugares, y, en particular, en la propia insti- Universidad de Aalborg (Dinamarca) -con una 1 Este es tan sólo un ejemplo de cómo ya se venía trabajando con tución. Así, se aborda el Método de Proyectos, trayectoria en este ámbito de más de 30 años- diferentes Técnicas Didácticas el Estudio de Casos, las Simulaciones, el Aná- y Mondragon Unibertsitatea (País Vasco – Es- Activas en diversos Centros del SENA, y a modo de tal lo inclui- lisis de Objetos y Sistemas, el Análisis de Servi- paña), que viene trabajando en la última déca- mos aquí. Señalar así mismo, que también hemos podido en- cios y Procesos… señalando las principales fa- da en esta línea (tanto en el ámbito universita- contrar documentos semejantes en otras Regionales de la Institu- ses que cada una de ellas conlleva. Este aparta- rio como en Formación Profesional). Se com- ción como: Antioquia, Distrito do, se complementa y amplia con un Anexo en plementa y amplia esta visión de experiencias Capital, Tolima… 18 MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA
  15. 15. CAPÍTULO • Introducción internacionales con un amplio Anexo en el Cabe señalar que si bien la finalidad de este que se referencian múltiples instituciones que documento es la de servir de guía y apoyo teó- han incluido estrategias de este tipo en sus rico-práctico para la implementación y siste- procesos de enseñanza-aprendizaje. matización de la Estrategia de Formación por Proyectos en el SENA, no es menos cierto Por último, se presenta una extensa bibliogra- que el trabajo con el mismo, debe ser contras- fía y -como no puede ser de otra manera hoy tado con la realidad y contexto de cada Cen- día- direcciones de Internet que soportan el tro, así como correlacionado con las directri- trabajo teórico-práctico que aquí se presenta, y ces y lineamientos que desde la Dirección Ge- que permite, al mismo tiempo, profundizar y neral del SENA se marquen al respecto. ampliar las diferentes temáticas, aspectos, cuestiones… que van planteándose en los dis- tintos apartados de este documento. MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA 19
  16. 16. CAPÍTULO 1 Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje
  17. 17. stificación de la adopción etodologías activas para e rendizaje Justificación de opción de metodologías a s para el aprendizaje Just ción de la adopción de me ogías activas para el apren je Justificación de la adop
  18. 18. Bajo el término de globalización se sitúan toda ver y avanzar en un desarrollo mundial más una serie de procesos de transformación que equitativo. La Oficina Internacional del Tra- afectan, directa e indirectamente, al desarrollo bajo ha mostrado especial interés por impul- de todos los países del mundo. Son evidentes sar una globalización capaz de promover “una los cambios que dichos procesos provocan en vía de desarrollo sostenible que ofrezca opor- las economías de mercado de los estados, en tunidades para todos, proporcione empleo y los sistemas nacionales de producción, en sus medios de vida sostenibles, promueva la mercados laborales, en las comunicaciones, en igualdad de género y reduzca las diferencias la movilidad de las personas y en un largo et- entre los países y entre la gente” (CMDSG, cétera que abarca a todos los sectores y ámbi- 2004). Detrás de esta manifestación está el de- tos de la sociedad de cualquier país. seo de incorporar un nuevo vector a la globa- lización, de modo que ésta ahonde en su di- Pero de acuerdo con las conclusiones de la mensión social propiciando una globalización Comisión Mundial sobre la Dimensión Social más justa e integradora. Una de las herra- de la Globalización (CMDSG), la globaliza- mientas para alcanzar este logro es, en todos ción se percibe con frecuencia como una los países, la educación. “La educación es un amenaza para la sostenibilidad ambiental, pa- elemento esencial dentro de una economía ra la diversidad cultural o para el desarrollo global en la que la formación, la calificación y socieconómico de algunos países. Frente a el conocimiento tienen cada vez más impor- esos y otros peligros también se concibe la tancia, ya no para el éxito, sino para la super- globalización como una ocasión para promo- vivencia económica” (ídem).
  19. 19. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje En este marco la Formación Profesional juega, busca dar una respuesta acertada a las nuevas de- mandas que emergen de los cambios socioeco- debería jugar, un papel esencial en la consecu- nómicos provocados por la globalización. ción de procesos de globalización más equitati- vos. Aunque no parece -por su concepción, es- Pero la innovación metodológica no se justifi- tructura, dinámicas y rutinas- que la mayoría de ca simplemente por las evidencias mostradas a los actuales sistemas de Formación Profesional través de cada uno de estos ejes sino que, ade- puedan contribuir a dicho logro. más, tiene alicientes y retos más amplios en el logro de una doble finalidad: Por ello este primer apartado incorpora un aná- lisis de cuáles son los ejes que justifican, en la actual coyuntura mundial, la necesidad de im- • Primera, ser capaces de evitar que se incre- mente la brecha existente entre las necesida- pulsar cambios en los sistemas educativos na- des del mercado laboral y la adecuada prepa- cionales que se ocupan de la Formación Profe- ración que requieren los técnicos y especia- sional. Dicho análisis profundiza especialmente listas que deben incorporarse al mismo. en el sentido y oportunidad que tiene incorpo- rar a dichos sistemas el empleo de metodolo- • Segunda, ser capaces de generar un sistema gías activas para el aprendizaje. formativo con estructuras dinámicas prepa- rado para responder, e incluso anticiparse, a En los siguientes subapartados presentamos es- las necesidades de personal cualificado que tos ejes -identificados a través del análisis econó- requieren los empleadores. mico, sociológico, psicológico y pedagógico de la realidad actual- agrupados bajo los epígrafes de Retos que entroncan con el compromiso, el em- recomendaciones y acciones internacionales, de- peño y la dedicación del Servicio Nacional de mandas del mundo del trabajo, formación basa- Aprendizaje (SENA) de Colombia y de su Di- da en competencias, principios de aprendizaje y rección de Formación Profesional por armar un principios didácticos. En ellos se encontrarán ar- sistema formativo de calidad que dé respuesta gumentos razonables sobre el sentido que tiene “a la misión asumida en la Ley 119 de 1994… hoy en día incorporar metodologías activas y ofreciendo y ejecutando la formación profesio- participativas en la Formación Profesional. Con- nal integral para la incorporación y el desarrollo siderando, en especial, la Formación por Proyec- de las personas en las actividades productivas tos como una estrategia metodológica nuclear o que contribuyan al desarrollo social, económico aglutinadora de un nuevo modelo formativo que y tecnológico del país” (SENA, 1997) 24 MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA
  20. 20. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje que sin olvidar las cuestiones estructurales, or- 1.1. Recomendaciones y acciones ganizativas o curriculares, en tanto que éstas internacionales son determinantes en la selección de los méto- En las dos últimas décadas se observa, en la dos y las estrategias didácticas a emplear en las mayoría de países de los cinco continentes, una aulas y en los talleres de Formación Profesio- sucesiva espiral de cambios en los sistemas nal, nos centraremos en los aportes propicia- educativos nacionales que afectan a todos sus dos por organismos internacionales encarga- niveles formativos: desde la educación prees- dos de la educación como la UNESCO y del colar hasta la universidad pasando por la For- trabajo como la Organización Internacional mación Profesional inicial, así como en la edu- del Trabajo (OIT), o de organismos suprana- cación permanente o continua. cionales como la Unión Europea por el proce- Dichos cambios, con frecuencia profundos, al so en que está inmersa en la actualidad de conllevar modificaciones en la estructura del construcción del Espacio Europeo de Educa- sistema han sido promovidos por los gobier- ción Superior (EEES). nos de las naciones, en ocasiones por iniciativa propia, aunque casi siempre impulsados por En la 31ª Conferencia General de la UNES- organismos e instituciones supranacionales CO se aprobó, el 2 de noviembre de 2001, la que persiguen mejores logros en la educación y Recomendación revisada relativa a la Ense- en la formación de la población para contribuir ñanza Técnica y Profesional que tiene su pre- cedente en la de 1974. En ella se sitúa el papel al incremento de su calidad de vida. de la Formación Profesional para todos y a lo A pesar de que no existe un patrón único de largo de toda la vida para dar respuesta a las los procesos de transformación desarrollados demandas del mundo del trabajo y también se observa que éstos van dirigidos, esencial- para atender a las necesidades y aspiraciones mente, a modificar los sistemas en sus compo- de los individuos. En relación con esto, de di- nentes estructurales, organizativos, curricula- cho documento (UNESCO, 2001), se citan los res y metodológicos. De todos ellos centrarán siguientes literales: nuestra atención las propuestas de cambio e innovación metodológica, especialmente b) Prepararlos para el aprendizaje a lo largo de toda la vida, inculcándoles los mecanismos aquellas que se refieren a la adopción de estra- mentales, actitudes y conocimientos técni- tegias didácticas participativas y colaborativas, como puede ser el método de proyectos. Aun- cos y empresariales necesarios; MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA 25
  21. 21. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje c) Desarrollar su capacidad de adoptar deci- b) Sea capaz de trabajar en equipo y de comu- siones, así como las cualidades necesarias nicar información técnica para una participación activa e inteligente, c) Y esté preparado de forma sólida para un un trabajo en equipo y el ejercicio de sus empleo, comprendido el trabajo por cuenta dotes de dirección tanto en el trabajo como propia. en la comunidad en general. d) Permitir al individuo adaptarse a los rápidos Además -debido a que cada vez más las ocu- adelantos de las tecnologías de la informa- paciones exigen conocimientos y habilidades de dos o más ámbitos de estudio- recomienda ción y la comunicación. “incluir una perspectiva interdisciplinaria para Para lograrlo la misma Recomendación afirma preparar a los alumnos a trabajar en un entor- que se requieren enfoques innovadores y fle- no laboral en evolución” (UNESCO, 2001). xibles, centrados en el educando donde la expe- riencia -adquirida en los laboratorios, los talleres En otros momentos la UNESCO (1992) ya ha o en las empresas- es fundamental. También que mostrado un gran interés por la adopción de los métodos y materiales empleados se adapten las metodologías activas como herramientas cuidadosamente a las necesidades de los alum- que faciliten un aprendizaje más consistente y nos, reduciendo al mínimo el material escrito. pertinente para la formación de titulados. Jun- Frente a estrategias centradas en la palabra alien- to al énfasis por la introducción de las compu- ta al uso de materiales con representaciones grá- tadoras, los materiales tecnológicos interacti- ficas y numéricas, a utilizar las tecnologías -en es- vos y los sistemas de teleformación, Fishwick pecial de Internet, de los multimedia interactivos (1992) presenta los proyectos como un instru- y de los medios de comunicación- y a adaptar mento de enseñanza que permite el aprendiza- otros recursos “a las necesidades del lugar de tra- je a través de la acción. Fishwick propone em- bajo, cuyas condiciones deberían simularse con la plear el método de proyectos como un sistema alternativo a la formación dual (escuela-empre- mayor fidelidad posible” (UNESCO, 2001). sa) y como instrumento para capacitar a los es- Con esta orientación metodológica se persigue tudiantes en la resolución de problemas con que van a encontrarse en su lugar de trabajo. que el alumno: Los principales objetivos del método son, para a) Aprenda a través de su propia experiencia y el autor, el desarrollo del espíritu crítico, la crea- que lo haga resolviendo problemas concretos tividad y cierta habilidad en la administración 26 MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA
  22. 22. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje de recursos. En su puesta en práctica sugiere nemos a las indicaciones que se dan para el desa- que los alumnos adopten el papel de jóvenes rrollo de los recursos humanos a partir de la edu- colegas de los profesores, trabajando conjunta- cación, la formación y el aprendizaje permanen- mente unos y otros en la realización de los pro- te. En ella se promueve que los miembros de la yectos, “proyectos preferentemente surgidos de organización deberían “asegurar el desarrollo y las empresas de la región o del país o que pue- la consolidación de sistemas de educación y for- dan tener interés para ellas” (Fishwick, 1992). mación profesional que ofrezcan oportunidades adecuadas para el desarrollo y la certificación de La contribución del método de proyectos a las competencias que requiere el mercado de tra- la Formación Profesional no sólo acerca al bajo” (Pronko, 2005). La propia OIT junto con estudiante a la empresa y a la actividad laboral la UNESCO vinculan este logro y el de promo- sino que también le puede capacitar para tratar ver estrategias que fomenten la formación per- con la incertidumbre que genera la constante manente a la existencia de programas de ense- actualización del conocimiento. El incremento ñanza técnica y profesional “que no sólo aspiren de conocimiento y su permanente actualiza- a proporcionar conocimientos científicos sino ción, especialmente en los campos tecnológicos que lo hagan con la flexibilidad técnica y apos- y científicos, han provocado que por vez prime- tando al desarrollo de un núcleo de competen- ra “en la historia de la humanidad la informa- cias básicas y aptitudes genéricas necesarias para ción y el conocimiento son a la vez el principal una rápida adaptación a la dinámica del progre- insumo y el principal producto” (OEI, 2003) so profesional constante” (Cinterfor/OIT, exigiendo formas de enseñanza acordes con es- 2006a). El cambio de modelo que subyace a esta ta renovación constante dado que “la repeti- demanda exige de innovaciones pedagógicas que ción acrítica de lecturas que fueron útiles para faciliten la formación basada en competencias otros momentos históricos no contribuyen a reconociendo cómo “en algunos casos se ha lle- generar pensamiento y acción adecuado a las gado, por ejemplo, a la innovación en el ámbito nuevas circunstancias” (OEI, 2003). pedagógico incorporando estrategias como la formación por solución de problemas plantea- De las 198 recomendaciones dictadas hasta el dos como un proyecto” (Cinterfor/OIT, 2006a). momento por la Organización Internacional del Trabajo (OIT) se dibuja en la Recomendación Otro referente importante para la formación 195 de 2004 un interesante marco para la incor- profesionalizadora con base en competen- poración de las metodologías activas si nos ate- cias es el que está llevándose a cabo en Europa MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA 27
  23. 23. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje para la construcción del Espacio Europeo de la los países europeos y se ha visto apoyado por Educación Superior (EEES), también denomi- sucesivas conferencias realizadas en Praga nado en algunos ámbitos Proceso de Bolonia. El (2001), Berlín (2003) y Bergen (2005). proceso se inició en 1998 cuando Alemania, Francia, Italia y Reino Unido formularon la De- Entre todas las acciones desarrolladas para la claración de la Sorbona, si bien hoy en día están construcción del EEES, un conjunto de uni- participando en él un total de 45 países. versidades europeas iniciaron en el año 2000 el proyecto Tuning Educational Structures in Eu- Un año después, en Bolonia, fueron 29 países rope que se ha convertido en una de las inicia- europeos los que adoptaron una serie de com- tivas que mayor interés ha despertado entre las promisos para hacer realidad en el año 2010 la universidades. Uno de los objetivos del pro- convergencia de los sistemas de enseñanza su- yecto Tuning según se recoge en el primer in- perior divergentes hasta el momento, o sea, el forme es “desarrollar perfiles profesionales, EEES. Entre los retos adoptados destacan los resultados del aprendizaje y competencias de- de crear un sistema de grados académicos fácil- seables en términos de competencias genéri- mente comprensibles y comparables; fomentar cas y relativas a cada área de estudios incluyen- la movilidad de los estudiantes, docentes e in- do destrezas, conocimientos y contenidos” vestigadores; garantizar la calidad en la ense- (González y Wagenaar, 2003). En la segunda ñanza y tener en cuenta al mismo tiempo la di- parte de dicho informe se presentan las com- mensión europea de la enseñanza superior. petencias específicas de las siete áreas temáti- Seis son las acciones que se comprometieron cas contempladas en Tuning. En todas las en Bolonia, entre las que merecen ser citadas: áreas se hace mención a las vías metodológicas la creación del Suplemento Europeo al título, más adecuadas para la adquisición de dichas en el que se describa el perfil logrado por el competencias y de las genéricas. Aunque hay alumno en el periodo formativo; la adopción propuestas diferenciadas según la especialidad de un Sistema de Transferencia de Créditos de cada área temática se observa que todas Europeos (ECTS) y la adopción de una dimen- ellas hacen una apuesta por metodologías acti- vas donde el estudiante asume el rol de prota- sión europea reforzada en cuanto a la garantía de cali- gonista en la actividad a realizar. Así se plan- dad, evaluación y acreditación desarrollando objetivos y metodologías comparables, según recoge Zubiza- tea, por ejemplo, en el Área Temática de Ad- rreta (2006). Este proceso sigue en la actuali- ministración y Dirección de Empresas cuando dad, con distinto nivel de progresión, en todos se habla de facilitar al estudiante la adquisición 28 MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA
  24. 24. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje de habilidades transferibles “…proyectos, tesi- propuesta de trabajo hacia la construcción del nas, juegos de empresa… deberían desarrollar Espacio Común de Educación Superior de aquellas competencias necesarias para cerrar el Europa, América Latina y el Caribe que estaba espacio entre la teoría y la realidad y que han previsto finalizar en abril de 2007 con un foro sido siempre demandadas pero que aún repre- abierto de presentación de resultados. sentan un problema para muchos graduados al enfrentarse a su entrada al mercado de traba- El proyecto, auspiciado por el Instituto Interna- jo” (González y Wagenaar, 2003). cional de la UNESCO para la Educación Supe- rior en América Latina y el Caribe (IESALC) y la Más asertivo es el segundo informe, González Unión Europea, tiene como finalidad analizar y Wagenaar (2005), donde se afirma que si seis profesiones (títulos universitarios) en cuatro bien en los estudios europeos se utilizan méto- ejes de análisis de modo que se puedan propo- dos de enseñanza y aprendizaje similares a los ner condiciones operativas que hagan posible empleados por muchos de los participantes en una mayor compatibilidad y convergencia de los el proyecto, en Tuning se dan características sistemas de educación superior en América La- de multidisciplinariedad e interdisciplinariedad tina y el Caribe y su comparación y acercamien- distintivas que tienen algunas implicaciones to con los de la Unión Europea. Debiendo des- específicas. Una de éstas, la tendencia a lograr tacarse que uno de los ejes de análisis adoptados mayores niveles de interdisciplinariedad, plan- es el de las competencias profesionales. tea la necesidad de implementar propuestas pedagógicas que contribuyan al logro de este Ya en el Segundo Seminario Internacional de objetivo. Indicando al respecto que son perti- Seguimiento del proyecto, celebrado en abril nentes -entre otros- el empleo de métodos co- de 2006, se ha presentado una propuesta de mo: los ejercicios de simulación, los proyectos, competencias genéricas identificadas en las los seminarios interdisciplinarios, el trabajo en seis profesiones, las competencias transversa- equipo o el aprendizaje basado en problemas. les y específicas para cada una de ellas y una propuesta de competencias genéricas y especí- En claro paralelismo con la construcción del ficas para la investigación y la innovación, así EEES existe otra interesante experiencia ini- como las estrategias sugeridas para la forma- ciada a principios de 2004 con el nombre de ción de estas competencias. Competencias que se incorporarán en los perfiles comunes que se Proyecto 6x4 UEALC seis profesiones en cuatro ejes de análisis: un diálogo universitario. Se trata de una establezcan para cada una de las seis carreras- MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA 29
  25. 25. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje profesiones. En el mismo evento se presenta- • Impulsar, a escala latinoamericana, un impor- tante nivel de convergencia de la educación ron también los documentos “Sistema de Cré- superior en doce áreas temáticas mediante las ditos Académicos (SICA) para América Lati- definiciones aceptadas en común de resulta- na” y “Complemento al Título (CAT) de Edu- dos profesionales y de aprendizaje. cación Superior en América Latina”. Destacar que con este proyecto la UEALC “busca rela- • Desarrollar perfiles profesionales en términos cionar las competencias profesionales necesa- de competencias genéricas y relativas a cada rias para el ejercicio profesional y la calidad en área de estudio incluyendo destrezas, conoci- cada profesión, con el uso de los créditos aca- mientos y contenido en las cuatro áreas temá- démicos como un referente común que per- ticas que incluye el proyecto. mita la comparación y el reconocimiento de los resultados del aprendizaje en sistemas dife- • Crear redes capaces de presentar ejemplos de prácticas eficaces, estimular la innovación y rentes.” (Malo, 2006). la calidad mediante la reflexión y el inter- cambio mutuo. También de forma paralela se inició en el año 2003 el Proyecto Tuning América Latina siguien- El proyecto ha definido cuatro grandes líneas do un proceso similar al adoptado en Tuning de trabajo: 1) competencias (genéricas y espe- Europa aunque con un número sensiblemen- cíficas); 2) enfoques de enseñanza, aprendiza- te mayor de personas implicadas: 22.609 fren- je y evaluación; 3) créditos académicos y 4) ca- te a las 7.125 en Europa, de las cuales 4.558 lidad de los programas. En la segunda línea se (en América Latina) y 998 (en Europa) son está trabajando en cómo las competencias (ge- profesores universitarios y 9.162 estudiantes néricas y transversales) pueden traducirse en en América Latina, mientras que en Europa actividades de enseñanza, aprendizaje y eva- este colectivo no participa directamente en el luación. Su intención es desarrollar materiales proyecto. Entre los siete objetivos del proyec- donde se relacionen los métodos de enseñan- to que apuntan en la misma dirección que los za, aprendizaje y evaluación más eficaces para del Proyecto 6x4 UEALC, destacamos los el logro de los resultados del aprendizaje y las siguientes: competencias identificadas. En cuanto a la ac- tividad de los estudiantes sugieren que debe- • Contribuir al desarrollo de titulaciones fácil- rán experimentar una variedad de enfoques y mente comparables y comprensibles en una acceder a diferentes contextos de aprendizaje, forma articulada en toda América Latina. cualquiera que sea su área de estudio. 30 MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA
  26. 26. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje La vigencia y el impulso en América Latina y el dispares –en cuanto a orientación e intensidad– Caribe por lograr una formación superior de según se consideren en las grandes multinacio- carácter profesionalizador con base en compe- nales, en empresas nacionales o en pequeñas y tencias se manifiesta en toda su profundidad en medianas empresas y según sean las actividades la iniciativa del IESALC sobre la propuesta de de negocio que las ocupan en el escenario de modificación del “Convenio Regional de comercio global y local. La diversidad es tal que Convalidación de Estudios, Títulos y Diplomas un microanálisis que atendiera a las variables de de Educación Superior en América Latina y El tipología de empresa, sector productivo y ori- Caribe” de 1974. En las reuniones celebradas gen geográfico daría lugar –sin ningún tipo de en Bogotá (2005) y El Salvador (2006) se justi- dudas– a un sinfín de demandas específicas de fica la incorporación de los conceptos de com- formación. En cambio, un macroanálisis per- petencia y perfil de competencias aduciendo mite identificar aquellas variables que son com- que “la certificación de saberes no implica ne- partidas por todo el tejido empresarial, sin que cesariamente el desempeño efectivo, de donde éste tenga que quedar reducido a una región o se puede inferir la necesidad de establecer crite- actividad productiva. Se trata de variables a las rios de desempeño o competencia sobre los que se ven sometidas la práctica totalidad de cuales efectivamente se acrediten los logros de empresas y que por ello no pueden ser ignora- los profesionales y graduados. Una vía para ello das por los sistemas de Formación Profesional. es establecer procesos de convergencia a nivel de los países miembros estableciendo las com- Entre ellas identificamos el uso de las Tecno- petencias mínimas necesarias que serían desea- logías de la Información y la Comunicación bles y esperables de los profesionales y gradua- (TIC), la tecnificación y automatización de los dos, señalando los estándares de desempeño procesos, la responsabilidad social de las em- sobre los cuales deberían ser certificados y acre- presas, la salud laboral y las condiciones de ditados por las respectivas agencias formado- trabajo, la innovación, la aplicación de las polí- ras.” (IESALC, 2006). ticas de igualdad y género, la empleabilidad, la sostenibilidad, la gestión empresarial y –entre otras– la competencia laboral, la calidad, la 1.2. Demandas del mundo del trabajo competitividad y la productividad. De to- Las empresas son los actores sociales que per- das ellas tan sólo nos ocuparemos –al tratarse ciben de forma más inmediata los efectos de la de los pilares sobre las que se sustentan y pivo- globalización. Estos efectos pueden ser muy tan el resto de factores considerados– de las MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA 31
  27. 27. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje tres últimas en este apartado y de la compe- Frente al interés de las industrias y de las em- tencia laboral en el siguiente relacionándolas, presas de servicios en aplicar normas que ga- en todos los casos, con su presencia en la For- ranticen y certifiquen unos estándares de ma- mación Profesional. terias, productos, servicios, empresas, proce- sos o personas los centros educativos han Con mayor o menor intencionalidad la cali- mantenido una actitud ambivalente, pues si dad ha estado siempre presente en la actividad bien es cierto que “han procurado siempre in- productiva de las personas y se incrementó, a crementar de manera permanente la calidad partir de los años cincuenta, conforme fue con que prestan sus servicios y desarrollan sus avanzando el desarrollo industrial en el siglo acciones” (Cinterfor/OIT, 2006b) no se han XX hasta llegar al concepto de calidad total implementado de forma sistemática procesos impuesto hoy en día. El esfuerzo por alcanzar normalizados que pudieran evaluar y certificar los mejores logros con su trabajo, el perfeccio- la calidad de los procesos desarrollados y de namiento de los productos elaborados o el los resultados obtenidos. Aunque también es ajuste de los procesos aplicados evidencian cierto que en los últimos años se viene obser- esta orientación a la calidad que tiene un pun- vando un cambio de tendencia de modo que la to de inflexión con la creación de los organis- calidad empieza a ser abordada como un fac- mos nacionales e internacionales de normali- tor determinante en la educación y, especial- zación, estandarización y certificación. Orga- mente, en la Formación Profesional. Se distin- nismos como la International Organization for guen dos orientaciones claras en esta tenden- Standardization (ISO), el European Committee for cia: la calidad de las propias instituciones edu- Standardization (CEN), la International Certifica- cativas y la contribución de los centros de for- tion Network (IQNet), la Comisión Panamericana mación a la calidad de las empresas. de Normas Técnicas (COPANT), el American Na- tional Standards Institute (ANSI,) el Instituto Co- En cuanto a la calidad de las instituciones edu- cativas cada día son más los centros educativos lombiano de Normas Técnicas y Certificación (ICONTEC) o la Asociación Española de Norma- que aplican las normas ISO9000, ISO9001, lización y Certificación (AENOR) están, junto ISO9004, el EFQM u otros estándares de certi- con otros organismos internacionales o nacio- ficación. El SENA es uno de los organismos nales, entre los promotores de la mejora de la públicos comprometidos con esta tarea, ha- calidad en todos los sectores productivos y de biendo regulado en 2003 la implementación de actividad económica. un sistema de gestión de la calidad (SGC) en to- 32 MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA
  28. 28. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje dos los niveles de la organización: administra- En cuanto a la contribución de los centros de ción nacional, administraciones regionales y formación a la calidad de las empresas resulta centros de formación. Los resultados, a finales muy ilustrativo el recorrido histórico sobre las de 2005, señalan que “se habían certificado, ba- preocupaciones de la Formación Profesional jo las normas ISO 9001:2000, los procesos de que expone Alexim: “En los años sesenta el diseño, desarrollo y prestación de servicios pre- desafío principal de las instituciones especiali- senciales de formación profesional en los 13 zadas era pedagógico, de cómo mejorar el ejer- centros de formación de la Regional Antioquia cicio didáctico. En los años setenta la discu- y los 5 centros de la Regional Caldas. Los de- sión se centraba en el planeamiento y la eva- más centros de formación profesional del luación. En los años ochenta la cuestión era de SENA se encuentran en la fase de implementa- cómo responder a la crisis económica, era de ción.” (Patiño, 2006). En el caso del reconoci- adecuación; y en los noventa fue de reajuste a miento y autorización de cursos y programas los fenómenos de la globalización e incorpo- realizados por centros especializados y empre- ración tecnológica, por un lado, y de confron- sas, el SENA ha incorporado desde 2003 crite- tación con el mundo de la informalidad, re- rios de calidad y pertinencia de los programas produciendo la disyuntiva de la realidad socio- formativos sujetos a acreditación que se reco- económica. En el inicio de este nuevo siglo, el gen en el Manual para el reconocimiento y autoriza- desafío parece ser generar calidad para el siste- ma productivo” (Alexim, 2006). Una de las ción de cursos y programas de formación profesional inte- gral metódica y completa. Otra acción no menos vías para generar calidad en el sistema produc- destacable orientada a la implementación de la tivo requiere la mejora de las propias institu- calidad en la Formación Profesional es la crea- ciones formativas -de la que nos acabamos de ción de un Sistema de Acreditación de Programas e ocupar- pero la clave está en la capacidad que muestren los organismos nacionales y los cen- Instituciones de Formación para el Trabajo de Colom- bia que, según recoge Patiño, estaría “orientado tros educativos en armar ofertas formativas a certificar que los proveedores de formación acordes con las necesidades de calidad y de para el trabajo cuentan con los medios y la ca- mejora de las empresas. La detección eficiente pacidad para ejecutar procesos formativos de de estas demandas no resulta nada fácil debido calidad, que respondan a los requerimientos del a la diversidad de factores externos que reper- sector productivo (pertinencia) y tengan el po- cuten en el mercado de trabajo y a la compleji- tencial de producir buenos resultados (estánda- dad de controlar todos los factores internos res)” (Patiño, 2006). que determinan las supuestas necesidades de MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA 33
  29. 29. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje las empresas y que condicionan las respuestas están realizando acciones similares para incor- que pueden dar los centros de Formación Pro- porar: a) el análisis de la calidad en la gestión, el fesional. funcionamiento y los resultados de los centros educativos; b) la acreditación de la instituciones Vistas estas dificultades, la calidad en la For- de formación y c) la acreditación de los progra- mación Profesional no puede reducirse a la mas de formación y capacitación profesional calidad normativa sino que también debe preo- que en ellas se llevan a cabo. A pesar de los es- cuparse –como expresan Cinterfor y la OIT– fuerzos realizados en los últimos cinco años pa- de la adaptación a las necesidades, expectativas ra promover la calidad en la Formación Profe- y motivaciones del cliente; y de dar respuesta a sional en la región las evidencias permiten afir- las expectativas y motivaciones personales y so- mar que se trata de un proceso nuevo que re- ciales a través de actitudes y conocimientos. Se quiere aún de múltiples esfuerzos colectivos de trata de generar en los individuos un valor aña- todos los agentes que participan en ella y de in- dido que no sólo pueda revertir en mejorar la versiones institucionales que garanticen las calidad de la empresa sino que también pro- condiciones necesarias para canalizar eficiente- mueva su mejora personal y la del conjunto de mente dichos esfuerzos. la sociedad. En este sentido una “formación profesional de calidad sería aquella que, además Aunque “existe una relación directa y positiva de poseer niveles técnicos suficientes y capaci- entre la educación, la formación y la productivi- dad de adaptarlos a diferentes escenarios, es ca- dad que se constata cuando al comparar los paí- paz de responder adecuadamente a las deman- ses, los mejores resultados en términos de pro- das, necesidades y expectativas de sus sujetos ductividad y de crecimiento económico se ob- de atención (individuos, empresas, sectores, ca- tienen en aquéllos en donde las personas están denas productivas, territorios, y posibilita si- mejor instruidas” (Cinterfor/OIT, 2006a), tam- multáneamente la creación de nuevas necesida- poco resulta más optimista la contribución real des y expectativas personales, sociales y de de- ejercida por la Formación Profesional en la me- sarrollo/promoción profesional en la pobla- jora de la competitividad y la productividad ción participante.” (Cinterfor/OIT, 2006b) de las empresas cuando su función se ha redu- cido a inducir en los alumnos el aprendizaje y la Al igual que Colombia, otros países de la región ejercitación de las técnicas y operaciones que –como Brasil, Perú, Chile, Costa Rica, Jamaica luego se deben desempeñar en el lugar de traba- o la República Dominicana, por citar algunos– jo. Esta formación de carácter estático poco 34 MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA
  30. 30. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje ayuda a que las empresas tengan una posición dida que contribuye a mejorar la eficiencia pro- ventajosa en el mercado frente a sus competido- ductiva” (Martínez Espinosa, 2003) no debería res nacionales o internacionales, o sea, al incre- esperarse que la formación por sí sola puede mento de su competitividad. Tampoco les faci- dar respuesta a las exigencias de productividad lita la optimización de los recursos en los proce- y de competitividad de las empresas. En este sos de producción o servicios en que ocupan su sentido este mismo autor advierte que: actividad, incrementado así su productividad. a) La formación sólo influye en algunos de los Cuando ha llegado el momento de que las em- factores que afectan el desempeño del tra- presas se adaptaran a los cambios derivados de bajador en la empresa. la innovación tecnológica, de la liberalización de los mercados, de la deslocalización de la b) Aunque la formación es un medio eficaz producción y de la competencia mundial “en para mejorar la actividad del trabajador, en lo que se refiere a la formación profesional, la ocasiones es más pertinente buscar alterna- reestructuración productiva provocada por di- tivas a la formación tras haber analizado las chos cambios ha despertado una demanda causas que originan los desajustes. masiva de recalificación de los trabajadores, que los programas tradicionales de formación c) Las acciones formativas resultarán estériles si profesional no estaban, muchas veces, prepa- los cambios necesarios no dependen de la ca- rados para atender” (Martínez Espinosa, pacidad y disposición de los trabajadores sino 2003). Son cambios que “han hecho aumentar de innovaciones técnicas u organizacionales, decisivamente el contenido en capacidades o si las limitaciones personales impiden incre- profesionales de la mayoría de las operaciones mentar el desempeño del trabajador. de trabajo, lo que hace necesario incrementar la oferta formativa para mejorar los niveles de Tampoco debe olvidarse que son varios los capacidades entre los trabajadores de una em- agentes a quienes corresponde atender las presa” (Nisar, 2004). nuevas demandas de capacitación del mercado laboral: las instituciones que se encargan de la Ahora bien, reconociendo que “la capacitación formación profesional inicial, aquellas que im- es una de las herramientas básicas para reducir parten formación continua y las empresas que la brecha entre el desempeño efectivo de los deben ocuparse de la actualización y forma- trabajadores y el desempeño deseado, en la me- ción permanente de sus trabajadores. MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA 35
  31. 31. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje Pero la presión de la demanda es tal que en la petencias, atribuciones y recursos a las uni- última década y con mayor intensidad en los dades o servicios regionales y locales, quie- últimos cinco años se están experimentando nes pasan a disponer de un mayor margen –en empresas y en instituciones públicas y pri- de maniobra para atender más eficaz y efi- vadas– acciones para que la Formación Profe- cientemente,…, a las demandas de sus res- sional pueda contribuir eficazmente a las me- pectivas áreas de acción” (Casanova, 2002). joras que requieren las empresas para posicio- narse ventajosamente en el mercado tal y co- • Otra ha sido la instauración de modelos pro- mo recogen Mertens (2002), Casanova (2002) pios de certificación de competencias y me- y Nisar (2004). Veamos cuáles son algunas de canismos para el reconocimiento de los estas acciones. aprendizajes informales. • Casanova y Nisar coinciden en señalar que • También se han incrementado las acciones una primera acción adoptada en algunos es- formativas conjuntas entre centros e institu- tados es de carácter estructural y consiste en ciones oficiales con las empresas y organiza- la flexibilización y la diversificación de la ciones mediante alianzas, convenios y acuer- oferta de Formación Profesional que tradi- dos de cooperación o de negocio conjuntos. cionalmente ha estado centralizada y contro- Se trata de que centros y empresas establez- lada por el propio Estado. can sinergias que les permitan ser copartici- pes en el diagnóstico, la gestión, los conteni- • En esta línea de flexibilización que permita dos, la metodología, la evaluación y el asegu- romper con la complejidad organizacional y ramiento de la calidad de la formación. con la burocratización que impiden una to- ma de decisiones ágiles y pertinentes “se pa- Para completar este análisis relacionándolo con sa a estructuras más livianas u horizonta- la sistematización de la Formación por Proyec- les…Se sustituye progresivamente la lógica tos que nos ocupa, conviene subrayar la impor- burocrática de la organización por la estruc- tancia que Steffen (2005) atribuye a los siste- turación del organigrama con base a proce- mas de formación para contribuir a aumentar sos” (Casanova, 2002). en las empresas la competitividad, la produc- ción, la calidad, la innovación y las alianzas es- • Apoyando este cambio de descentralización tratégicas entre ellas; asegurando que es esen- también se constata el incremento de “com- cial la incorporación de métodos de enseñanza 36 MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA
  32. 32. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje y aprendizaje –entre los que situamos el méto- cación formal a la formación en la empresa y do de proyectos– que estimulen el desarrollo desde la educación presencial a la educación on- de tres capacidades básicas: innovación para el line. De ambas, nos interesamos ahora por cambio, adaptación al cambio y aprendizaje situar la importancia de la formación basada en continuo y sistemático. competencias y en el próximo apartado nos ocuparemos de ella con mayor profundidad. Por tanto, se trataría de modificar el carácter estático de la Formación Profesional a que nos Al igual que ocurre en el resto de continentes hemos referido anteriormente por una forma- es en la década de los noventa cuando hace ción dinámica en cuanto a los métodos y las presencia la formación basada en competen- estrategias adoptadas y en cuanto a su capaci- cias en la Formación Profesional de práctica- dad de cambio y de respuesta a nuevas exigen- mente todos los países de América Latina y cias. En este modelo de formación dinámica, del Caribe. Vargas (2004a) identifica, en el ob- competitividad, productividad y calidad deter- servatorio de experiencias de competencia la- minarían, junto a la innovación y de forma re- boral en la región, cómo éstas van del puro de- cursiva, qué competencias y qué conocimien- sarrollo de programas basados en competen- tos deben formar parte del aprendizaje de los cias a la implementación de Sistemas Nacio- estudiantes y trabajadores. nales de Formación Profesional que pivotan alrededor de las competencias. Instituciones como el SENAI de Brasil, el INSAFORP de 1.3. Formación basada en El Salvador, el INTECAP en Guatemala y el competencias INCE en Venezuela –por citar algunos– junto Dos son los elementos que comparten las inno- con el SENA de Colombia son ejemplos de vaciones y las reformas educativas adoptadas instituciones dedicadas a tales fines. por los países desarrollados y en vías de desa- rrollo en la última década: la incorporación de En estos y otros países de la región, en los paí- las TIC y la inclusión de las competencias co- ses de influencia anglosajona y también en Eu- mo vector de definición de la formación. La ropa los organismos nacionales, regionales y presencia de ambos componentes se da, ade- locales encargados de la Formación Profesio- más, en casi todos los niveles y modalidades nal han ido incorporando el marco de las com- educativas que puedan contemplarse: desde la petencias en los programas de formación. Se educación básica a la universitaria, desde la edu- puede asegurar que el enfoque de las compe- MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA 37
  33. 33. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje tencias sigue pues plenamente vigente y no só- Así se evidencia en la Unión Europea, que en su lo en la Formación Profesional, sino también empeño por implementar un sistema de certifi- en la universitaria (en el subapartado 1.3 nos cación que facilite la movilidad laboral y la libre hemos referido a su importancia en la creación circulación de los trabajadores en todo el terri- del EEES) y en la enseñanza obligatoria (como torio de la Unión viene desplegando las accio- recogen Rychen y Tiana, 2004). nes de Europass-Formación (1998), que desig- na las competencias adquiridas mediante forma- Weinberg resume cuál es, en América La- ciones en el extranjero, y de Europass (2004), tina, el estado de las competencias en la que pretende demostrar clara y fácilmente las Formación Profesional cuando afirma que cualificaciones y competencias de los ciudada- “si bien la discusión sobre la aplicación del nos en toda Europa. El 5 de setiembre de 2006 enfoque de competencia laboral no está la Comisión Europea creó una nueva herra- terminada, lo que se ha atestiguado en la mienta –el Marco Europeo de Cualificaciones (MEC)2– donde se establece un lenguaje co- región en los últimos años es la creación de una verdadera masa crítica de conoci- mún para describir las cualificaciones que ayu- mientos y buenas prácticas sobre la for- dará a los Estados miembros, los empleadores mación y su relación con temas como la y las personas a comparar las cualificaciones de productividad, el empleo y los ingresos. los distintos sistemas de educación y forma- ción de la UE. Estas acciones son un claro ex- Las instituciones de formación en la re- ponente (como también lo es la recomenda- gión americana incorporaron el enfoque ción 195 de la OIT) de que junto a la profundi- de competencias con diferentes ritmos pe- zación en el desarrollo de la formación de las ro siempre con una clara orientación hacia competencias preocupa avanzar en su reconoci- 2 El Marco Europeo de Cualifica- el mejoramiento de su pertinencia y cali- miento a través de la certificación de las cuali- ciones (MEC) se compone de ocho niveles de referencia que dad, en suma procurando su fortaleci- ficaciones con el fin de que puedan ser recono- describen qué conoce, comprende y es capaz de hacer una persona - miento institucional.” (Weinberg, 2006). cidas sectorial, nacional o internacionalmente. en términos de «resultados del aprendizaje»-, independiente- mente del sistema por el que haya Otra vertiente, paralela a la de la formación en En América Latina países como Brasil, Chile, adquirido una cualificación deter- minada. Se prevé que el MEC sea base a competencias, es la de asegurar mediante México, Costa Rica o Colombia también han adoptado antes de finales de 2007. Se puede encontrar más in- sistemas de certificación o acreditación que desarrollado diferentes iniciativas a nivel nacio- formación al respecto en http://- ec.europa.eu/education/poli- los estudiantes y los trabajadores están realmen- nal y desde organismos públicos para organi- cies/educ/eqf/com_2006_- te en posesión de dichas competencias. zar los procesos de certificación. Recientemen- 0479_es.pdf 38 MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA
  34. 34. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje te, Vargas (2004b) señalaba algunas caracterís- aula destinadas a fortalecer un conjunto de co- ticas importantes que debería reunir la certifi- nocimientos, habilidades, destrezas y actitudes cación de competencias en la región: estar si- que la persona combina y utiliza para resolver tuada en un marco coherente; la garantía de le- problemas relativos a su desempeño laboral, de gitimidad y el valor de la certificación; el rea- acuerdo a criterios o estándares provenientes lizarse a través de mecanismos sencillos no bu- del campo profesional.” (Cinterfor/OIT, rocratizados; la posibilidad de reconocimiento 2006a). a nivel nacional pero también subregional e in- ternacional; la necesidad de tener legitimidad y Esta definición no hace más que poner de ma- credibilidad o -entre otras- la importancia del nifiesto que en la actualidad está en regresión la cómo se realiza la certificación, incluso por en- concepción de la Formación Profesional como cima de quién es el agente encargado de efec- un campo de actividad formativa altamente es- tuarla. Aunque, para fundamentar este proyec- pecializada que tienda a la especialización (en to, debemos destacar su planteamiento sobre muchas ocasiones supraespecialización) de los cómo la certificación debe, a la vez, promover estudiantes. Por el contrario “hoy parece nece- la formación ayudando así a configurar el con- sario contar con una serie de competencias bá- cepto de aprendizaje permanente: “certificar la sicas, transversales y aptitudinales que habilitan competencia laboral es más que un proceso de tanto para actuar en ambientes de trabajo con verificación basado en una evaluación. El reco- menor grado de control y situaciones imprevis- nocimiento de las competencias, sirve de poco tas que deben resolverse sobre la marcha, como si no se convierte en la base para que el traba- para “navegar” en un mercado de trabajo difícil jador reconozca también sus limitaciones y se y competitivo” (Cinterfor/OIT, 2006a). Sin in- le ofrezcan las opciones de formación para su- tención de ser exhaustivos y sólo a modo de perarlas” (Vargas, 2004b). ejemplo, día a día crece la demanda en el mer- cado laboral de trabajadores que -indepen- Sobre qué debe entenderse como forma- dientemente de su nivel de cualificación técni- ción basada en competencias, una primera ca- se muestren competentes en: la toma de aproximación nos la ofrecen la OIT y el Cin- decisiones, la resolución de problemas y con- terfor: “La formación basada en competencias flictos, su iniciativa, su creatividad, su capaci- profesionales o laborales se entiende como el dad de trabajar en equipo, el emprendimiento, proceso de desarrollo de diseños curriculares, la comunicación oral o en su capacidad de materiales didácticos, actividades y prácticas de aprendizaje permanente. MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA 39
  35. 35. CAPÍTULO 1 • Justificación de la adopción de metodologías activas para el aprendizaje Pero la actual omnipresencia y el interés que informales diversos (familia, grupos de despiertan las competencias en la Formación iguales, amistades, etc.) donde se dan inte- Profesional no debe, en ningún caso, disipar la racciones sociales de distinto nivel y grado. complejidad asociada a su aprendizaje. La ad- quisición de las competencias no se produce 3) El aprendizaje de las competencias es de durante un curso académico ni durante toda carácter procesual y requiere de tiempo su- una etapa formativa pues el aprendizaje de las ficiente para alcanzar unos logros variables competencias no puede realizarse exclusiva- que pueden situarse, según el aprendiz y mente en un salón de clase. La competencia otras circunstancias, entre niveles mínimos profesional, cualquiera de ellas, sólo es posible aceptables y niveles óptimos deseables. desarrollarla plenamente en la actividad labo- ral realizada en un puesto de trabajo pues, en 4) El aprendizaje de competencias es conti- palabras de Gallart y Jacinto (1997), “las com- nuo, en cuanto prosigue a lo largo de toda petencias incluyen conocimientos “indefini- la vida laboral del trabajador. bles” que se aprenden en la experiencia social y laboral, que no pueden ser transmitidos en 5) La formación en competencias requiere un un ámbito escolar”. tratamiento transversal que permita articula- ciones con otros campos y disciplinas más allá La complejidad que tiene su adquisición y de- de los que corresponden a la formación técni- sarrollo debe alertarnos respecto a algunas ca más específica requerida en cada sector pro- cuestiones esenciales –que sintetizamos a con- ductivo para un determinado perfil laboral. tinuación– cuando se desea promoverlas me- diante metodologías activas y, en especial, a 6) La adquisición de competencias “no se evi- través de la formación por proyectos. dencia en la acumulación de credenciales sino en la demostración de una capacidad 1) El aprendizaje de las competencias profe- de desempeño en situaciones problemáticas sionales menos específicas se inicia en las específicas”, Gallart y Jacinto (1997). etapas de enseñanza obligatoria, primaria y secundaria. O sea, la adquisición de competencias tiene en el alumno, en el aprendiz, en el trabajador a su 2) Las competencias laborales genéricas y las protagonista. Retomando de nuevo a Wein- transversales suelen reforzarse en contextos berg, la Formación Profesional debe “colocar 40 MARCO CONCEPTUAL Y PEDAGÓGICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN DE LA FpP EN EL SENA

×