Caperucita roja

1,283 views
1,064 views

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
1,283
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
5
Actions
Shares
0
Downloads
21
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Caperucita roja

  1. 1. Caperucita roja<br />Presentado por: Angie Santana<br />Parcial 3 periodo <br />
  2. 2. Erase una niña muy buena y linda a quien todos querían y mimaban. Su abuelita la adoraba y constantemente la estaba haciendo preciosos vestiditos y hasta una caperuza de terciopelo rojo, que siempre llevaba puesta y que la hacía encantadora; por lo que dieron en llamarla:Caperucita Roja.<br />
  3. 3.
  4. 4. Un día le dijo su mamá:<br /> Caperucita, hija mía, ve a llevarle a tu abuelita este trozo de carne y esta botella de vino. Está enferma y débil y la sentará muy bien.<br />- Si mamá.<br />- Date prisa y no te entretengas en el camino.<br />- No, no todo lo haré como deseas. Adiós mamita.<br />- Adiós hijita. Muacc, muac.<br />
  5. 5. La,lará,lará, la, lará, lará. La, lará larita, la, lará <br />
  6. 6. Caperucita se fue alegre y contenta a casa de su abuelita que vivía en el centro del bosque a media hora de camino.La,lará,lará, la, lará, lará. La, lará larita, la, lará lará.<br />
  7. 7. Marchaba alegremente por el sendero cuando le salió al encuentro un feroz lobo. Pero como Caperucita no conocía su crueldad, no se asustó lo más mínimo al ver a la fiera.<br />
  8. 8. Buenos días, Caperucita. A dónde vas tan temprano?<br />- A casa de mi abuelita que está enferma, a llevarle esta merienda.<br />- Grrr . Y dónde vive tu abuelita?<br />- En la casita de los avellanos, sabes? En medio del bosque.<br />- Hummm. Tu abuelita se pondrá muy contenta si la llevas un ramo de estas preciosas flores que llenan el bosque.<br />- Ya lo creo que la gustará! Es temprano todavía y puedo llevarla un buen ramillete, verdad?<br />
  9. 9. - Jo, jo. Claaaro que si! Je,je,je... esta niña es linda y tierna y si obro con astucia devoraré a las dos. Jeee. Me adelantaré y llegaré a casa de su abuelita antes que ella...je,je,je. Bueeeno, adiós Caperucita! Me voy que tengo muuuucha prisa!<br />- Adiós señor Lobo, adiós y muchas gracias.<br />
  10. 10. Y mientras Caperucita se internaba en el bosque cogiendo flores para su abuelita<br />
  11. 11. el astuto lobo corrió a la casa de los avellanos. - Pom, pom, pom.<br />- ¿Quién es?<br />- Soy Caperucita que vengo a traerte carne y vino, abuelita. Ábreme la puerta.<br />- Alza tu misma la aldabilla, estoy demasiado débil para levantarme.<br />- Grruaruaurgg, grruaurg, gruarrg.<br />- Ay aaaaaaaaayyy.<br />
  12. 12. El lobo entró y sin decir palabra saltó al lecho y de un solo bocado se comió a la abuelita.<br />- Je, je,je.<br />Se puso la ropa de esta y se metió en la cama.<br />
  13. 13. Al poco rato llegó Caperucita cantando y con un gran ramo de flores.<br />La,lará,lará, la, lará, lará. La, lará larita, la, lará lará.<br />
  14. 14. Al ver la puerta abierta se extrañó mucho. Entró. Se aproximó a la cama y al ver tan rara a su abuelita, dijo:<br />- Uy abuelita, qué orejas tan graaandes tienes...<br />- Son para oírte mejor, hijita.<br />- Uy qué ojos más grandes tienes...<br />- Son... para verte mejor.<br />
  15. 15. Y qué manazas tan grandes tienes....<br />- Son para acariciarte mejor, hija.<br />- Pero abuelita.... qué dientes tan graaaandes tienes.<br />- Son... para comerte mejor!! Grrruaurggg Grrruarrragggg.<br />- Ay, ay,ay.<br />
  16. 16. Y saltando veloz de la cama, se tragó a la pobre Caperucita. Tan pronto hubo saciado su apetito se acostó de nuevo y, quedándose dormido, empezó a roncar ruidosamente.<br />
  17. 17. Un cazador que pasaba por allí, al oír los ronquidos pensó:<br />- Cómo ronca la anciana! Voy a ver si necesita algo.<br />
  18. 18. ¡Cómo! ¡Eres tú el que roncas , viejo lobo! Ya has hecho otra fechoría, eh? Hace mucho que ando buscándote y ahora me las pagarás todas juntas. Bang. Bang.<br />
  19. 19. - Socorro, socorro, estamos aquííííí. Y el cazador al oír los gritos que daban Caperucita y la abuela dentro del cuerpo del lobo, con un enorme cuchillo de monte le abrió el vientre. Saliendo las dos alborozadas y agradecidas al valiente cazador.<br />- Gracias señor cazador.<br />
  20. 20. Caperucita prometió a su abuela no entretenerse nunca mas en el bosque, ni andar con desconocidos. Y colorín colorado, éste cuento... se ha acabado.<br />

×