Ansiedad
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×
 

Ansiedad

on

  • 780 views

 

Statistics

Views

Total Views
780
Views on SlideShare
780
Embed Views
0

Actions

Likes
0
Downloads
8
Comments
0

0 Embeds 0

No embeds

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Microsoft Word

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

Ansiedad Ansiedad Document Transcript

  • Hay que tener en cuenta que un diagnóstico preciso solamente lo puede hacer un profesionalespecializado.A Título ilustrativo se incluyen un resumen de los criterios que plantea el DSM IVy los del CIE 10 dela organización mundial de la salud.DSM IVAgorafobia literalmente significa miedo a los espacios abiertos. Pero las agorafóbicas, estetrastornos se da más a menuido entre las mujeres que entre los hombres, se caracteriza por laansiedad que aparece donde resulta difícil escapar u obtener ayuda. En consecuencia se produceuna evitación casi permanente de muchas situaciones, como estar solo dentro o fuera de casa;sitios con mucha gente, mezclarse con la gente; viajar en automóvil, autobús, o avión; o encontrarseen un puente o en un ascensor. Algunas agorafóbicas pueden exponerse a estas situaciones siestán acompañadas. Este trastorno conduce a un deterioro de la capacidad de viajar o de llevar acabo las responsabilidades doméstica como ir al supermercado o llevar los niños al médico.La agorafobia puede o no estar acompañada de:Crisis de angustiaQue el DSM-IV define como la "Aparición temporal y aislada de miedo o malestar intensos,acompañada de cuatro (o más) de los siguientes síntomas, que se inician bruscamente y alcanzansu máxima expresión en los primeros 10 min:(1) palpitaciones, sacudidas del corazón o elevación de la frecuencia cardíaca(2) sudoración(3) temblores o sacudidas(4) sensación de ahogo o falta de aliento(5) sensación de atragantarse(6) opresión o malestar torácico(7) náuseas o molestias abdominales(8) inestabilidad, mareo o desmayo(9) desrealización (sensación de irrealidad) o despersonalización (estar separado de uno mismo)(10) miedo a perder el control o volverse loco(11) miedo a morir(12) parestesias (sensación de entumecimiento u hormigueo)(13) escalofríos o sofocaciones"Trastorno de angustia (panic disorder)"La característica esencial del trastorno de angustia es la presencia de crisis de angustiarecidivantes e inesperadas, seguidas de la aparición, durante un período como mínimo de 1 mes, depreocupaciones persistentes por la posibilidad de padecer nuevas crisis de angustia y por susposibles implicaciones o consecuencias, o bien de un cambio comportamental significativorelacionado con estas crisis (Criterio A)". Hay que distinguirlas de los efectos que produce algunassubstancias como la cafeína o enfermedades médicas como el hipertiroidismo.Definición del CIE10F40.0 AgorafobiaEl término "agorafobia" se utiliza aquí con un sentido más amplio que el original y que el utilizadoaún en algunos países. Se incluyen en él no sólo los temores a lugares abiertos, sino también otrosrelacionados con ellos, como temores a las multitudes y a la dificultad para poder escaparinmediatamente a un lugar seguro (por lo general el hogar). El término abarca un conjunto de fobiasrelacionadas entre si, a veces solapadas, entre ellos temores a salir del hogar, a entrar en tiendas o
  • almacenes, a las multitudes, a los lugares públicos y a viajar solo en trenes, autobuses o aviones.Aunque la gravedad de la ansiedad y la intensidad de la conducta de evitación son variables, estees el más incapacitante de los trastornos fóbicos y algunos individuos llegan a quedarcompletamente confinados en su casa. A muchos enfermos les aterra pensar en la posibilidad depoder desmayarse o quedarse solos, sin ayuda, en público. La vivencia de la falta de una salidainmediata es uno de los rasgos clave de muchas de las situaciones que inducen la agorafobia. Lamayor parte de los afectados son mujeres y el trastorno comienza en general al principio de la vidaadulta. Están presentes a menudo síntomas depresivos y obsesivos y fobias sociales, pero nopredominan en cuadro clínico. En ausencia de un tratamiento efectivo la agorafobia suelecronificarse, aunque su intensidad puede ser fluctuante.Pautas para el diagnósticoPara satisfacer un diagnóstico definitivo se requieren todas las condiciones siguientes:a) los síntomas, psicológicos o vegetativos, son manifestaciones primarias de ansiedad y nosecundarias a otros síntomas, como por ejemplo ideas delirantes u obsesivasb) esta ansiedad se limita o predomina en al menos dos de las siguientes situaciones:multitudes, lugares públicos, viajar lejos de casa o viajar solo yc) la evitación de la situación fóbica es, o ha sido, una característica destacada.Diagnóstico diferencialDebe recordarse que algunos agorafóbicos experimentan muy poca ansiedad, porque soncapaces de evitar sistemáticamente sus situaciones fóbicas. La presencia de otros síntomastales como depresión, despersonalización, síntomas obsesivos y fobias sociales no invalidael diagnóstico, con tal de que no sean predominantes en el cuadro clínico. Sin embargo, si elenfermo ya estaba claramente deprimido cuando los síntomas fóbicos aparecieron porprimera vez, el diagnóstico más adecuado puede ser episodio depresivo. Esto último es másfrecuente en los casos de comienzo tardío.La presencia o ausencia de trastorno de pánico (F41.0) en la situación que induce laagorafobia en la mayoría de los casos puede ser recogida mediante un quinto carácter:Incluye:Trastorno de pánico con agorafobiaF41.0 Trastorno de pánico (ansiedad paroxística episódica)Su característica esencial es la presencia de crisis recurrentes de ansiedad grave (pánico) nolimitadas a ninguna situación o conjunto de circunstancias particulares. Son por tantoimprevisibles. Como en otros trastornos de ansiedad, los síntomas predominantes varían deun caso a otro, pero es frecuente la aparición repentina de palpitaciones, dolor precordial,sensación de asfixia, mareo o vértigo y sensación de irrealidad (despersonalización odesrealización). Casi constantemente hay un temor secundario a morirse, a perder el controlo a enloquecer. Cada crisis suele durar sólo unos minutos, pero puede durar más.Tanto la frecuencia como el curso del trastorno, que predomina en mujeres, son bastantevariables. A menudo el miedo y los síntomas vegetativos del ataque van creciendo de talmanera que los que los padecen terminan por salir, escapar, de donde se encuentran. Si estotiene lugar en una situación concreta, por ejemplo, en un autobús o en una multitud, comoconsecuencia el enfermo, puede en el futuro tratar de evitar esa situación. Del mismo modo,frecuentes e imprevisibles ataques de pánico llevan a tener miedo a estar sólo o a ir a sitiospúblicos. Un ataque de pánico a menudo se sigue de un miedo persistente a tener otroataque de pánico.
  • Pautas para el diagnósticoEn esta clasificación, las crisis de pánico que se presentan en una situación fóbicaconsolidada se consideran expresión de la gravedad de la fobia y ésta tiene preferencia parael diagnóstico. El trastorno de pánico es el diagnóstico principal sólo en ausencia decualquiera de las fobias de F40.Para un diagnóstico definitivo deben de presentarse varios ataques graves de ansiedadvegetativa al menos durante el período de un mes:a) en circunstancias en las que no hay un peligro objetivob) no deben presentarse sólo en situaciones conocidas o previsibles yc) en el período entre las crisis el individuo debe además estar relativamente libre deansiedad aunque es frecuente la ansiedad anticipatoria leve.Incluye: • ataques de pánico • estados de pánicoDiagnóstico diferencialLos episodios de pánico deben distinguirse de las crisis de pánico que se presentan en lostrastornos fóbicos claros, como ya se ha mencionado. Las crisis de pánico pueden sersecundarias a un trastorno depresivo, en especial en varones. Trastorno de pánico no debeser el diagnóstico principal si simultáneamente se satisfacen las pautas de trastornodepresivo.Contestación a la consultaNo sé que tipo de tratamiento está siguiendo tu marido. Si va mejor es que es adecuado.La interpretación biologicista del pánico considera que tiene un origen fisiológico, que existe unapredisposición que podría ser genética hacia el pánico. Podría estar toda la vida latente; peroalgunas situaciones puede hacer que aparezca, haciéndose realidad un desequilibrio en losneurotransmisores. Es posible que pueda hacerse crónico y se produzca un trastorno de angustia.El tratamiento farmacológico podría volver los neurotransmisores a su sitio; pero continuará lapredisposición y la vulnerabilidad y los ataques podrían volverse a repetir.La visión psicológica es diferente. No se puede negar que algunas personas sean más vulnerablesque otras a la ansiedad. Pero en el disparo del ataque de pánico juega un papel muy importante unareacción inadecuada a las señales de ansiedad. La ansiedad, la angustia,el miedo, etc. son estadosque se caracterizan todos por una gran excitación fisiológica, que nos prepara para luchar o parahuir haciendo frente al peligro que la causa. Si las sensaciones asociadas a la excitación fisiológicanos provocan más miedo o angustia, podemos entrar en un círculo vicioso, porque al esforzarnospor huir o luchar en contra de esas sensaciones, nuestra excitación inicial se incrementa. De estaforma luchamos además de contra el origen de nuestro miedo, angustia o ansiedad; también contralas propias sensaciones de excitación. Esta espiral excitación - miedo o angustia - excitación nospuede inducir en segundos un ataque de pánico.Por ejemplo, cuando tenemos miedo se suele respirar rápido para dar a los músculos más oxígeno yprepararlos así para huir o luchar. Si no se consume ese oxígeno; porque no se huye o lucha deinmediato, se puede producir una sensación de mareo asociada a una ligera hiperventilación. Si lapequeña sensación de mareo nos da miedo (quizás porque la interpretamos como que nos vamos adesmayar, a perder el sentido, a morirnos, ...) respiraremos más rápido todavía con lo que el mareo
  • aumentará. En pocos segundos podemos estar totalmente mareados y con sensaciones dehormigueo e incluso de tetanización de los músculos y en consecuencia con un miedo totalmentedescontrolado y disparado y unos pensamientos catastróficos de que nos vamos a desmayar o amorir o ...Si se aprende a no tener miedo a la pequeña sensación inicial de mareo el ciclo no se producirá. Sinos entrenamos para respirar de manera correcta cuando tengamos miedo, es decir, dejamos derespirar como si estuviéramos en una situación de extremo peligro, cortaremos el ciclo. Siinterpretamos las señales corporales de forma adecuada, como ansiedad o miedo normal, y no deforma catastrófica (pérdida de control, desmayo, enfermedad, muerte, etc.) el problema sesoluciona.He puesto un ejemplo con sensaciones asociadas a la respiración, que son las más frecuentes, perono son las únicas, otras veces son sensaciones de inseguridad, desequilibrio, irrealidad, etc.La teoría es sencilla. Llevarla a la práctica es un proceso terapéutico complejo, puesto que no bastacon el convencimiento intelectual, hay que tener conciencia vivida (descondicionarse al estímulodecimos los psicólogos) para que el proceso en espiral de disparo del pánico se corte. Miexperiencia es que cuando se puede realizar una exposición a los estímulos internos del sujeto y sepueden interpretar de forma adecuada, los ataques de pánico se dejan de producir en una etapamuy temprana de la terapia, aunque esta suele ser mucho más larga porque se tiene que perder elmiedo en todas las situaciones que se han evitado.Con esta visión, aunque exista una predisposición genética a la ansiedad, el sujeto puede aprendercomo cae en el ataque de pánico y como puede salir de ese camino que ya no le llevanecesariamente a la catástrofe.Espero que estas líneas os sean de utilidad.Un saludo,La publicación del Curso Terapéutico de Aceptación I y II nos permite profundizar en algunosaspectos del tratamiento de los ataques de pánico y de las crisis de ansiedad, porque explica ampliay asequiblemente los procesos que subyacen en la aparición y el mantenimiento del problema: • Pinchando aquí llegarás a una página en la que se presenta el curso. • Pinchando aquí llegarás a una página en la que se puede profundizar en cómo se aplica el curso al entendimiento y tratamiento de los ataques de pánico.Aunque este curso puede ser de utilidad para cualquier persona, las personas con ataques depánico necesitan una terapia, el curso solamente pretende ser una ayuda en su camino.Hoy día la psicología es una ciencia empíricamente basada, es decir, basada en experimentos quecualquiera pueda hacer y comprobar que le da los mismos resultados. Es en este marco en el quenos vamos a mover en esta charla alejándonos de la psicología más especulativa o charlataneríadisfrazada de psicología.Qué es la ansiedad.La ansiedad es una emoción que nos surge en situaciones de amenaza o peligro. (miedo, fobia,angustia, tensión, preocupación,...)EmociónExperimento de Schachter: Dos grupos de personas, se da adrenalina a un grupo y un placebo aotro, sin decirles que es lo que les va a pasar. La mitad de cada grupo se mete en una habitacióncon gente eufórica y la otra mitad en una habitación con gente enfadada. Resultado, la emoción que
  • sienten viene definida por la gente que había en la habitación, la intensidad de la emoción dependede si había recibido, o no, adrenalina.Consecuencias: 1. · La emoción depende de la evaluación subjetiva, no objetiva, que hacemos de la situación, 2. · La intensidad depende de la excitación que tengamos y de la que partamos. 3. · Emociones muy similares son casi iguales: (miedo, fobia, angustia, tensión, preocupación,...)Propiedades de las emociones:· La excitación y las evaluaciones son inconscientes (automáticas). Responden a la ley delcondicionamiento clásico (Perros de Paulov) • · La reacción corporal es más lenta que el cambio de situación, luego persisten más allá de las situación. • · La misma excitación puede dar lugar a emociones diferentes: el amor y el odio están muy cercanos.Emoción: Ante una situación determinada, importante. que nos requiere una respuesta, se da unaactivación general y simultáneamente hacemos dos evaluaciones, una sobre la situación que haaparecido y otra sobre nuestras capacidades para afrontarla. De acuerdo con esas evaluacionesnos preparamos para actuar de determinada forma y esa preparación es lo que nos genera laemoción. La activación es común a todas las emociones, la evaluación que hacemos de la situacióny de nuestras fuerzas nos produce la emoción específica.La ansiedad es una respuesta de nuestro cuerpo para prepararnos para la lucha o para la huidaante una amenaza o un peligro.Cuando tenemos que huir de algo que nos amenaza o luchar contra algo que creemos que nosataca, necesitamos respuestas potentes e inmediatas. Es entonces cuando las emociones nosayudan, surgen como respuestas automáticas, para prepararnos a la acción. La angustia, laansiedad o el miedo nos preparan para una huida rápida y efectiva; la ira nos prepara para el ataquedemoledor.Esta preparación puede dar lugar a diferentes emociones que son muy similares: angustia, miedo,inquietud, tensión, preocupación,...Análisis de la ansiedadComo toda respuesta se puede ver bajo la perspectiva fisiológica, cognitiva y conductual:Componente fisiológicoRespuestas fisiológicas de Respuesta crónica Respuestas de evitaciónpreparación de las consecuencias de la respuesta crónica.Para ser activo en la huidao en la luchaTensión muscular, para huir Tics, temblores, dolores Movimientos queo para pegar. (lumbares, cervicales, esconden o disimulan. No
  • jaquecas,) Reacciones poderse estar quieto, exageradas de susto. movimientos de manos, Cansancio. tocarse mucho,...El corazón late rápidamente Taquicardias, Tensión *para mandar sangre a los arterial alta.músculos.La sangre abandona la Problemas de Tensión en el estómago.digestión y se va a los estreñimiento o de Falta de apetito.músculos para pegar o diarrea en casoscorrer. “Nudo en el extremos favorecen laestómago” úlcera de estómago o de duodeno.La respiración se acelera Mareos si el oxígeno no *para mandar oxígeno a los se consume a la mismamúsculos velocidad.Para ser pasivo en lahuida o en la luchaLa sangre abandona los (Tierra trágame). Nos agachamos ymúsculos: nos quedamos tenemos una posturafríos y blancos de miedo, encogida.para quedarnos quietos ypasar desapercibidos.La respiración se acorta Sensación de ahogo y Acortamos la respiración.para que no se note. de angustia. El corazón se tiene que esforzar más.Tensión en la garganta para Frecuentes constipados, Nos aclaramos laquedarnos callados, “nudo faringitis crónica. garganta.en la garganta.Tartamudeos, bloqueos,...Componente cognitivoRespuestas cognitivas de Respuestas crónicas Respuestas de evitación,preparación de las consecuencias de la respuesta crónica.Atención a las posibles Falta de concentración.amenazas. Memoria muy afectada.Planificación de la acción. Preocupación. Tardar en No aceptación de losIntentos de entender que dormir. Pensamientos pensamientos.pasa y como corregir el repetitivos y angustiosos. Obsesionesproblema. No hacer nada. Apatía. Aplazamiento. Dormirse. Acciones compulsivas.Disociación = “Aquello no Estados disociativos. Amnesia.va conmigo”.
  • Componente conductualRespuestas conductualesSolucionar el problema Actuar: conductas asertivas.Adaptarse y aceptar la situación Relajación.Evitar el problema. Si se puede, perfecto, sino aparece la ansiedad crónica.Conductas problemáticas para no aceptar Comer demasiado.la sensación de ansiedad. Beber. Tomar ansiolíticos, sin enfrentarse. Ver TV para no pensar.Ansiedad sana y ansiedad patológicaAnsiedad y miedos sanos: 1. · Miedos que nos preservan a las alturas, a cruzar una calle llena de coches, a meter los dedos en un enchufe, a asomarnos a un precipicio, etc. 2. · Hay miedos aprendidos en la especie, miedos de ancestrales, como el miedo a las serpientes, a los lobos, etc. 3. · Miedos de desarrollo (oscuridad, separación, terrores nocturnos, etc.). son situaciones nuevas a las que nos vamos enfrentando y que superamos. Inicialmente nos producen miedo y luego ya no.Criterios: 1. Sana si nos sirve para solucionar el problema, patológica si no lo solucionamos y se cronifica. 2. La emoción se da en una situación en la que no es adecuado (pareja, amigos, trabajo,...) El problema surge cuando las emociones nos ocurren en situaciones en las que ni la lucha ni la huida son los comportamientos adecuados. Se convierten entonces en un obstáculo para nuestro comportamiento. Estamos dando unas respuestas de activación inadecuadas. Nuestro pensamiento está acelerado, nuestros músculos tensos, la respiración agitada, nuestra emoción es negativa, pero no tenemos que luchar ni huir. Tendríamos que bajar nuestra tensión muscular, regularizar nuestra respiración, desactivar el pensamiento y sentir una sensación más positiva, pero eso no es fácil. El Curso Terapéutico de Aceptación nos puede ayudar a comprender cómo se puede hacer.
  • 3. También será patológica si se hace crónica y, por tanto, tendemos a luchar o evitar en cada momento tanto que nos causa estrés o mucho sufrimiento. 4. Otro criterio de patología es la intensidad: por ejemplo si tenemos síntomas de un ataque de pánico: Palpitaciones, Dolores en el pecho, Mareos o vértigos, Náusea o problemas estomacales, Sofocos o escalofríos, Falta de aire o una sensación de asfixia, Hormigueo o entumecimiento, Estremecimiento o temblores, Sensación de irrealidad, Terror, Sensación de falta de control o estarse volviendo loco, Temor a morir, Transpiración. Quienes padecen de trastornos de pánico experimentan sensaciones de terror que les llegan repentina y repetidamente sin previo aviso. Puede en realidad creer que está sufriendo un ataque al corazón, que está volviéndose loco o que está al borde de la muerte. Los ataques pueden ocurrir a cualquier hora aún durante la noche al estar dormido, aunque no esté soñando. Producen una auténtica sensación de falta de control de la propia vida. 5. Cuando no sabemos de donde nos viene. 6. Ansiedad patológica: sería ansiedad que nos queremos quitar y no somos capaces: 1. Fobias (fobias específicas, fobias sociales, agorafobia), obsesiones, manías, ansiedad generalizada, etc. 2. Cuando la ansiedad se convierte en origen de la ansiedad (crisis de ansiedad). Cuando interpretamos las sensaciones corporales con independencia de lo que las originó (hipocondría).Miedo a la muerte e hipocondría· Veamos un ejemplo de donde empieza lo patológico: ejemplo, miedo a la muerte vs hipocondría.Ante una sensación que no sabemos de donde viene, en un extremo está la tranquilidad completaque puede ser patológica, en el otro la ansiedad que nos lleva al trastorno psicológico.Entre los miedos normales está el miedo a la muerte o a la enfermedad. Si no tenemos miedo a laenfermedad o a la muerte nos pondremos en peligro de forma inútil...Si hay múltiples sensaciones que interpretamos como enfermedad o peligro de muerte, aunque nosea lógico, estamos en un extremo patológico.Control y ansiedadSi somos capaces de controlar la situación en la que tenemos ansiedad, ya está solucionado elproblema, si no somos capaces tendremos problemas. Si se generaliza el problema puede ser desensación de pérdida de control. El problema de la ansiedad es que cuando se quiere controlar ynos preocupa o nos da miedo reaccionamos con la emoción de ansiedad con lo que entramos en uncírculo vicioso.Cuando se da la falta de control se puede producir la depresión:
  • La depresión frecuentemente acompaña a los trastornos de ansiedad y, cuando esto sucede,también debe atenderse. Los sentimientos de tristeza, apatía o desesperanza, cambios en el apetitoo en el sueño así como la dificultad en concentrarse que frecuentemente caracterizan a la depresiónpueden ser tratados con efectividad con medicamentos antidepresivos o, dependiendo de laseveridad del mal, con psicoterapia. Algunas personas responden mejor a una combinación demedicamentos y psicoterapia. El tratamiento puede ayudar a la mayoría de las personas que sufrende depresión.· ¿Control de la ansiedad?Conductas higiénicasAsertividadLa asertividad "la habilidad de expresar nuestros deseos de una manera amable, franca, abierta,directa y adecuada, logrando decir lo que queremos sin atentar contra los demás. Negociando conellos su cumplimiento". Está en el tercer vértice del triángulo en el que los otros dos son la pasividady la agresividad. Se puede ver un artículo más detallado pinchando aquí.Además hay que tener en cuenta el lugar, la oportunidad, la intensidad, las características delinterlocutor y el lenguaje no verbal para que la comunicación asertiva sea apropiada.Se trata de saber pedir, saber negarse, negociar y ser flexible para poder conseguir lo que sequieres y sobre todo expresar los sentimientos. También en hacer y recibir cumplidos, y hacer yaceptar quejas. Se emplean técnicas simples como el banco de niebla o asentir en principio, y eldisco rayado.Respuesta de relajación (meditación)Frente a la actividad, Benson (1975) define la respuesta de relajación como el resultado deconcentrar la atención en un estímulo suave que no tenga muchos cambios, bastante constante,dejando que los pensamientos se vayan de nuestra cabeza y manteniendo la atención en elestímulo.Con esta definición cualquier actividad como leer un libro, contemplar un paisaje, oír música, etc.que nos absorbe y dejamos que la cabeza se vacíe, se convierte en una respuesta de relajación.Cuando pensamos lo hacemos por medio de palabras, imágenes y sensaciones. Cuando comotécnica de relajación elegimos un estímulo como una palabra, una imagen o una sensación estamosinterfiriendo con nuestro medio para pensar. Por eso las técnicas ayudan.Existen algunas actividades que ayudan a dar la respuesta de relajación, que son las técnicas derelajación y de meditación. Para la meditación Benson se propone una serie de pasos: 1. Se toma una palabra o una frase corta que tenga un significado especial. En la meditación trascendental el mantra es una palabra en sánscrito que carece de significado para nosotros. Algunos como jam-sa tienen la ventaja de que se sincronizan mejor con la entrada y salida de aire de los pulmones. 2. Sentados en una posición confortable. Sin ruidos ni nada que nos distraiga. 3. Con los ojos cerrados. 4. Lo más relajados posible los músculos. 5. Sincronizada con la respiración suave y lenta se repite la palabra elegida, junto con la exhalación.
  • 6. Se trata de tener una actitud pasiva, no se tiene que intentar alcanzar ningún estado, ni preocuparse por si funciona o no. Se trata solamente de realizar la técnica, unas veces nos producirá un resultado y otras otro; no siempre tiene que ser el mismo. Cuando acuden otros pensamientos a la cabeza, simplemente se toma nota de ellos y se deja que se vayan, volviendo a la repetición de la palabra. Si nos distraemos, simplemente volvemos a la repetición, sin ningún reproche. Si los pensamientos permanecen machaconamente, sin ningún esfuerzo los dejamos que coexistan pacíficamente con la repetición de la palabra. La repetición tiene que estar presente constantemente. 7. Hacer el ejercicio durante 20 minutos. No utilices despertador que marque la terminación, puedes abrir los ojos y mirar el reloj y después seguir. 8. No levantarse inmediatamente. Continuar sentados al menos un minuto permitiendo que vuelvan otros pensamientos. Abrir después os ojos y esperar otro minuto antes de levantarse. 9. Practicar esta técnica dos veces al día.Pronunciar la palabra interfiere con nuestra pronunciación interna y de esta forma con nuestrospensamientos, ayuda a dejar la mente vacía de ellos.Los estudios de Benson muestran algunos de los efectos de la meditación: 1. · Reduce el estrés, los niveles de colesterol en sangre. 2. · La meditación cotidiana deduce la ansiedad y el dolor crónico. 3. · Mejora la salud general de las personas y su calidad de vida.Benson demostró que los efectos de la respuesta de relajación son los contrarios de la preparaciónpara luchar o para huir, es decir: 1. · Disminuye la tasa cardíaca y la presión arterial en los que la tienen normal o un poco elevada. 2. · Disminuye la tasa respiratoria y el consumo de oxígeno.Como vemos la meditación ayuda a dejar el pensamiento que nos prepara para la actividad ysobretodo para la ansiedad o la ira que nos ayudan a huir o luchar. Existen además otras técnicasque pueden ayudar, dirigidas a los otros componentes de la actividad como son:Las respuestas motoras, las conscientes como la tensión muscular y las que son menos conscientescomo la respiración. Basándose en ellas podemos ayudar a que aparezca la respuesta derelajación.Técnicas terapéuticasAceptación de sensaciones, Desensibilización sistemática, exposición, entrenamiento en asertividad.Pinchando en los títulos se puede conseguir más información de cada una de las técnicas. Paramayor detalle y poderlas aplicar guiados por grabaciones en CD de audio se puede realizar el CursoTerapéutico de Aceptación (para más información sobre él pinchar en este enlace)Aceptación de sensaciones
  • Las instrucciones que se dan están tomadas de Barry Stevens (Varios, 1978), con modificacionesque incluyen fundamentalmente un énfasis mucho mayor en la pasividad y en no hacer movimientosni evitaciones de las sensaciones que llegan a la conciencia. Las instrucciones concretas que sedan son las siguientes:"Posición, tumbado con las rodillas dobladas y con los pies apoyados en el suelo. Las rodillaspueden ponerse juntas si se está mas cómodo o separadas si se prefiere.Se trata de centrarse en la sensación mas desagradable que tengamos y entrar en contacto conella. Permanece en contacto como si fueras un foco de luz que no empuja ni fuerza nada y quetampoco deja nada como está. Se trata de hacernos amigos de nuestras sensaciones de ver comoson y como evolucionan por si solas sin intervenir nosotros. Dejando que la sensación evolucionecomo quiera, si algo nos duele dejamos que el dolor se desarrolle, crezca o disminuya sin intervenir.Al ser una sensación desagradable tendemos de manera automática a intentar que disminuya ydesaparezca, ahora hay que dejarla que crezca, si esa es su evolución natural. Contactarligeramente, que sean las sensaciones las que guíen nuestra conciencia no intentemos sentir lo quequeremos sino lo que el cuerpo nos dice. Vamos a observar la sensación, ver sus características,que parte del cuerpo está involucrada, si es aguda, sorda, si siempre es igual o va cambiando con eltiempo, etc. Lo mas importante es observar sin intervenir. Si alguna otra sensación se hace masfuerte que la que hemos contactado nos vamos a ella. Vamos a dejar que todas las sensacionesdesagradables lleguen a nuestra conciencia.Evitar los movimientos conscientes puesto que generalmente intentan hacer desaparecer lassensaciones desagradables. Vamos a trabajar desde la pasividad. Si algún movimiento involuntariosurge dejarlo que ocurra también pasivamente.La pareja ha de estar muy atenta a su propio cuerpo relajando las tensiones que aparezcan y atentatambién a lo que le pasa al compañero, debe estar presente pero sin intervenir en el proceso. Devez en cuando el que está trabajando le informará de lo que siente, de como va y lo que estápasando con la sensación con la que está. El que ayuda debe de animarle a seguir con lassensaciones a mantenerlas sin intentar eliminarlas.Si alguno no encuentra ninguna sensación desagradable, que empiece a sentir las sensaciones quetiene en la cabeza y luego en el cuello y recorra todo el cuerpo dejando que las sensaciones llenensu conciencia sin intervenir."Exposición:La ansiedad es una respuesta sujeta a la ley de la habituación. Si se mantiene el estímulo un tiemposuficiente la respuesta desaparece. Es una respuesta muy elemental y responde a la ley delcondicionamiento clásico (el paradigma se explica como en los perros de Paulov).Se emplea la exposición en la imaginación, en vivo, la implosión y la exposición graduada, que es lamás empleada.Desensibilización sistemática:Exposición al estímulo temido en la imaginación y en un estado de relajación.De acuerdo con Wolpe (1981) el papel de la relajación en la desensibilización sistemática esproducir un cambio en el funcionamiento del sistema nervioso autónomo que inhiba la ansiedad. Ennumerosos experimentos se ha probado que la relajación progresiva reduce la actividad autonómicasi estamos ante el estímulo que nos produce ansiedad sin que esta aparezca, conseguiremos elobjetivo terapéutico.Los experimentos controlados y contrastados científicamente han demostrado que estas técnicasson el tratamiento psicológico adecuado para los trastornos de ansiedad, otros métodos son menoseficaces o ineficaces en absoluto.
  • El paciente tiene que entender que la lucha contra la ansiedad, con los sentimientos y pensamientosque lleva asociados su tremendo esfuerzo, está marcando la dirección de su vida, en lugar de susaspiraciones, objetivos y valores que le llevarían a ser más feliz. Cuando el paciente se ha colocadoen posición de luchar por sus valores, pese a sus problemas, ha aceptado la filosofía de la técnicabásica de la desensibilización, que consiste en enfrentarse a las situaciones temidas sin dar lasconductas de evitación. De todas formas, la terapia de aceptación y compromiso establece técnicasadicionales para asegurar que el paciente ha comprendido la filosofía de la exposición y quecolabora voluntaria y plenamente en ella.Sabemos que cuando se hace la exposición al estímulo temido sin dar respuestas de evitación o dehuida, se produce un proceso de habituación y, con el tiempo y la perseverancia, la ansiedad sehace tolerable y disminuye hasta llegar a desaparecer. Sin embargo, la Terapia de Aceptación yCompromiso avisa que plantear de entrada este proceso al paciente puede llevarle a considerarlocomo el truquillo que estaba buscando para solucionar el problema en lugar de un cambio profundoen su filosofía para enfrentar la vida. Por eso hay que dejar bien claro que no se trata de un métodopara controlar la ansiedad, sino una forma de potenciar un fenómeno que ocurre como resultado dela ley fisiológica: la de la habituación, y que lo funciona sin intervención voluntaria nuestra.El afrontamiento de la ansiedad en la terapia cognitivo conductualCuando Van Riper propuso su terapia, la técnica de afrontamiento de la ansiedad que habíademostrado de forma más fehaciente su eficacia se llamaba desensibilización sistemática y de ellatomó su nombre la fase que aquí describimos. Sin embargo, en el proceso de avance de la terapiacognitivo conductual se han ido matizando los elementos que hacían que esa técnica funcionase yse ha demostrado que lo fundamental es la exposición a los estímulos temidos. Por eso seactualmente se utiliza menos la palabra desensibilización y más la de exposición. En el presentetrabajo se han utilizado ambos términos de manera indistinta y generalmente como equivalentes,porque la descripción de la fase y las técnicas que hace Van Riper tienen actualmente una vigenciatotal y se ha preferido conservar el término que él empleó.Según Marks (1991) existe una autopista para el manejo de la ansiedad que es la exposición(desensibilización) a la situación temida y otras carreteras secundarias como son la relajación, latensión muscular en algunos casos, la respiración, etc. Por tanto, el objetivo principal en esta fasees que el tartamudo realice una exposición terapéutica a las conductas identificadas en la faseanterior que están implícitas en su forma de tartamudear, porque aunque han nacido para evitar eltartamudeo, como no lo consiguen se han convertido ellas mismas en fuente de ansiedad. Porsupuesto también tiene que exponerse a tartamudear en las situaciones que teme. No quiere decirque tartamudee a propósito, sino que se arriesgue a que ocurra sin hacer nada por evitarlo.El proceso de exposición o desensibilización consiste en que la persona se exponga al estímulotemido sin que dé las conductas de evitación, huida o lucha. Cuando se hace así de formasistemática, se da la habituación, junto con la extinción de las conductas de evitación, entonces laansiedad disminuye y se afrontan las situaciones con tranquilidad creciente.Hay muchos ejemplos en la vida cotidiana que nos dan una idea de cómo es este proceso. Uno deellos, porque es muy común, es cuando aprende a nadar alguien que tiene miedo al agua. Puedeestudiar muchos manuales, estudiar muchos estilos, pero si finalmente no se va exponiendo alagua, mojándose y metiéndose en la piscina, yendo paulatinamente hacia donde le cubre y tememás poderse ahogar, no conseguirá nada. Al principio, cuando vaya avanzando lo pasará mal, perofinalmente, con tiempo y perseverancia, conseguirá disfrutar del baño. Existe otro método paraperder el miedo a nadar y es tirarse a la piscina directamente donde cubre, de esta forma seconsigue rápidamente perder el miedo, pero siempre y cuando se haga con un cierto conocimientode nadar y un socorrista cerca que den las suficientes garantías de que no va a pasar nada.Aunque hay distintas visiones sobre el mecanismo que funciona en el proceso de exposición odesensibilización, la teoría más aceptada es que se da un fenómeno de habituación por el que nosacostumbramos a la ansiedad y dejamos de sentir las sensaciones asociadas a ella, al no darrespuestas de evitación. Otra visión es que la excitación que está en la base de la ansiedaddesaparece porque pierde su funcionalidad al no luchar ni huir. Otra visión más, se basa en laextinción de la ansiedad como conducta de preparación para las acciones de evitar, al norealizarlas. Otra visión adicional es que la desensibilización y la exposición están basadas en el
  • contracondicionamiento, que consiste en lograr que aparezca una nueva respuesta en lugar de laansiedad en las situaciones temidas. En realidad todas las visiones son complementarias y dancumplida cuenta del proceso que se sigue.Una metáfora proveniente de la Terapia de Aceptación y Compromiso compara a la ansiedad con unmonstruo que vive y se alimenta de adrenalina. Cuando algo nos avisa que hay un peligro, comoentrar en una escalera mucho más empinada de lo esperado, realizamos una descarga automáticade adrenalina y el monstruo que estaba dormido se despierta y logra que de forma automática nosagarremos a la barandilla y nos ayuda a no caernos. Nos damos cuenta de que tenemos elmonstruo dentro y que se ha quedado, porque mientras digiere la adrenalina está fuerte ya quetodavía le queda alimento para vivir. Cuando pasa el tiempo sin que veamos un nuevo peligro elcuerpo recupera su nivel normal de adrenalina y el monstruo se hiberna, porque no tiene suficientealimento. Cuando es el propio monstruo el que nos da miedo y lo queremos echar del cuerpo, yluchamos para que desaparezca de inmediato, volvemos a hacer otra descarga de adrenalina parapoder hacer el esfuerzo de luchar contra él. El monstruo, encantado porque tiene más alimento,crece y se hace más amenazador, nos dice que va a comernos el cerebro, que nos va a dañar elcorazón, y la garganta nos la va a paralizar para siempre. Si aceptamos al monstruo en nuestrocuerpo y no hacemos nada para que se vaya, dejaremos de darle alimento y el monstruo morirá deinanición. Siempre viviremos el riesgo de que no se vaya, porque no estamos haciendo nada paraconseguirlo. Tendremos que acostumbrarnos a escucharle decir "¿y si no me voy y te da un ataqueal corazón o te vuelves loco, o se te bloquea la garganta para siempre?" y, tendremos que no hacernada de lo que implícitamente dice, "¡lucha!, ¡huye!" pese al miedo que sentimos. En el tartamudeoatisbar una palabra difícil o una sensación de que no se va a poder hablar, dispara la adrenalina yse comienza la lucha para evitar o salir del bloqueo. Cuando se ha salido, la propia excitación avisade que se está en una situación peligrosa y dice que hay que seguir la lucha. Aprender a no hacerloes el objetivo de la desensibilización en el tartamudeo.Como en todo proceso de habituación es imprescindible que los sucesos se repitan durante muchotiempo para que se dé. Todos sabemos que los hombres somos capaces de habituarnos a lascondiciones de vida más difíciles, solamente necesitamos tiempo y querer hacerlo, es decir,exponernos a ellas sin huir.Formas de realizar la desensibilizaciónEn la terapia cognitivo conductual se distinguen diversas formas de hacer la exposición.Exposición en la imaginación, es decir, imaginando las situaciones que producen ansiedad ymanteniéndolas en la mente de manera constante hasta que se produce un cambio en la sensación.Este tipo de exposición se hace muy a menudo de forma paulatina, empezando por aquellassituaciones que producen poca ansiedad, y se unen las imágenes a la relajación. Cuando se hacede tal manera que es posible llegar a imaginar la situación mientras se está relajado y se asocian lasimágenes y pensamientos a sentimientos de relajación, en lugar de a la ansiedad; se conoce comodesensibilización sistemática. Es el primer método que se demostró empíricamente que era eficazcon los miedos ya en los años sesenta del siglo veinte. Pero, como señala Van Riper, no es muyeficaz para desensibilizar a los tartamudos a su habla porque es muy difícil imaginar con detalle lasconductas motoras asociadas a su tartamudeo ya que las han intentado ignorar durante toda suvida. Sin embargo está indicado en muchas otras situaciones.· La desensibilización sistemática tiene como ventaja que no es dolorosa. Otra ventaja de lasexposiciones en la imaginación es que se puede controlar el tiempo que dura de forma que sepuede hacer lo suficientemente largo para que se produzca la extinción.Exposición en vivo, significa que la exposición y la habituación se hacen en la propia situación real.Un problema presentado por la exposición en vivo es que, en general, no se puede controlar laduración de la situación y tampoco la constancia del estímulo, necesarios para que se dé lahabituación con una cierta rapidez. Por eso es importante, en esta fase los ejercicios en lassesiones individuales y la terapia de grupo en las que se puede prolongar la situación y conseguirque el oyente persista en la conducta a la que se tiene que habituar el tartamudo hasta que seconsiga la habituación.
  • Generalmente se intenta hacer la exposición de forma gradual, es decir, se van enfrentando lassituaciones por orden de dificultad, empezando por las más fáciles. En este caso se conoce elproceso como desensibilización. Se va luego aumentando la dificultad hasta alcanzar las situacionesque producen los niveles mayores de ansiedad. Por la misma razón que se ha argumentado sobrela exposición en vivo, la graduación es posible en la consulta o en las sesiones de terapia de grupo,pero en la realidad las situaciones se presentan de forma aleatoria y pueden aparecer de prontosituaciones muy difíciles para las que todavía no se está preparado; pero que se tienen que afrontarobligatoriamente. En ese caso es preciso tener claro que aunque se evite o se salga de la situacióncomo se pueda, no se puede interpretar como un fracaso o un retroceso, sino que es precisoconsiderar que esas situaciones se podrán enfrentar en un futuro. Muchas veces es preciso atacardirectamente las situaciones de más alta ansiedad de forma directa, sin empezar con otras másfáciles.Cuando la exposición se realiza sobre el estímulo más temido y se potencia la aparición inicial desentimientos de ansiedad muy fuertes se está empleando una modalidad de exposición que seconoce como inundación.Emplear estas técnicas de forma eficiente y rápida implica una preparación técnica y personal muyexigente para el terapeuta y hay que tener mucha confianza en ellas porque el paciente se enfrentaa un sufrimiento importante.La desensibilización en el tartamudeoComo es muy difícil que el tartamudo se imagine su propio tartamudeo y las respuestas que da, lasexposiciones a su forma de hablar se tienen que hacer en vivo, es decir, actuando.Entre las situaciones que se tienen que desensibilizar se encuentran miedos de palabras, de ciertossonidos, de ciertos oyentes, de ciertas condiciones de comunicación, tales como premura de tiempo,algunas actuaciones de los oyentes, como no mirar o ponerse nervioso, o acabar las frases, etc. porejemplo, el empezar la palabra por p, el sonido del teléfono pueden ser estímulos que disparen suansiedad.El teléfono es un elemento generalmente problemático. Las características de este medio decomunicación dificultan su uso a los tartamudos, si se dan silencios el oyente puede interrumpir ocolgar sin saber que el otro está bloqueado sin poder hablar. El tartamudo tampoco ve la reaccióndel oyente y por ello está más inclinado a proyectar sus miedos a las reacciones del interlocutor y eltemor a que le rechacen se incrementa. Además, la comunicación está basada solamente en elcanal verbal y no se pueden utilizar gestos, etc. que ayudan en la comunicación. Como ejemplo deexposición hay que tener en cuenta que da buenos y sorprendentes resultados llamar por teléfono adesconocidos miles de veces, exponiéndose a bloquearse.La exposición en la imaginación a los peores temores que los tartamudos tienen de las reacciones ypensamientos de los oyentes es una técnica que tiene un efecto importante en la reducción de laansiedad. El rechazo del interlocutor muchas veces está solamente en su pensamiento, porquecuando se pasa la adolescencia es más rara la interpelación directa o las risas exageradas del otro.Es el propio tartamudo el que interpreta distintos indicios como muestras del peor rechazo que lepueden hacer. Por eso la exposición a la imagen de los indicios que ve junto con el pensamiento deque se es rechazado realmente, tiene efectos muy positivos en la reducción de la ansiedad deltartamudo.Como plantea la Terapia de Aceptación y Compromiso, no se trata solamente de hacer unaexposición pasiva, de quedarnos paralizados, se trata también de ampliar nuestro repertorio derespuestas, es decir, atrevernos a conducirnos como creemos que es más adecuado para lasituación. En el tartamudeo se da la condición, común a otros muchos problemas, de que hay quehacer algo porque, está claro que, si no, no se pronunciará, de aquí la propuesta de Van Riper de ircambiando la forma de tartamudear para avanzar hacia una forma que implique mucho menosesfuerzo y que, por lo tanto, será más fluida y sencilla que la actual.Como desensibilizar.
  • En el proceso de desensibilización se trata de que la ansiedad disminuya, y se compruebe y sesienta esa disminución. Por eso es importante empezar enseñando al tartamudo a distinguir su nivelde ansiedad, reconociendo la emocionalidad negativa que tiene en cada momento, para poderrealizar la exposición de forma gradual y mantener la situación el tiempo necesario hasta que laansiedad baje y se vaya dando la habituación. El habla es un barómetro tan bueno como otrocualquiera de los sentimientos del paciente. Algunos se han referido a la ratio "no-ah", al tono,intensidad y variaciones de calidad mostradas por el tartamudo en sus momentos de fluidez comoíndices de su nivel de ansiedad.Los tartamudos afirman que, a lo largo de toda su vida, no han tenido más remedio que enfrentarsea las situaciones temidas. Lo hacen todos los días y no les ha servido para nada. Pero la exposiciónterapéutica es algo más, ya que consiste, efectivamente, acudir a las temidas, pero dejando,además, de dar las respuestas de evitación, aplazamiento, etc. Se trata, no solamente buscar yacudir a las situaciones temidas, sino hacerlo de una forma diferente, yendo a dar el mensaje comosea, aunque sea quedándose parado en un bloqueo. Cuando no se hace terapia se va a unasituación temida con la intención de salir corriendo, de no hablar, si no es estrictamente necesario,de pasar totalmente desapercibido, de acabar cuanto antes, etc. Cuando se hace terapia se va conintención de hablar, de que se note que se tartamudea, de decir todo lo necesario, aunque seatartamudeando, de no salir corriendo, etc. En la exposición terapéutica se busca el riesgo de formacontrolada.Efectivamente, el enfrentamiento tal y como lo ha estado haciendo el tartamudo hasta el momentono da ningún resultado. Ha estado en las situaciones en las que ha tenido miedo a hablar miles deveces, pero siempre intentando no tartamudear y salir de ellas lo más rápidamente posible. Para elloha estado realizando todas las conductas de evitación, aplazamiento, comienzo, etc. en sus intentosdesesperados de controlar su habla y su ansiedad y ha maniobrado para que la situación dure lomenos posible. En la modificación de estos aspectos reside el cambio que convierte en terapéuticala exposición. Para que la exposición sea terapéutica tiene que dejar de realizar esas respuestas yse tiene que enfrentar a la situación sin intentar escapar de ella, asumiendo todo el riesgo que tienede bloquearse, e ir atreviéndose a no emplear muletillas, ni cambiar palabras, a acabar las frases,etc. etc.Ante este planteamiento es clara la ventaja que tiene hacer la exposición de forma escalonada, detal manera que se vaya teniendo la experiencia de los resultados que se obtienen cuando se asumeel riesgo.La experiencia más revolucionaria del manejo de la ansiedad es cuando, primero en la consulta,dejan de hacer cualquier esfuerzo adicional al propio del habla para salir del bloqueo y compruebanque se produce el desbloqueo por sí mismo, que la sensación de fluidez por la que tanto hanluchado llega sola finalmente cuando se deja la lucha. Para ello es preciso atreverse a no hacerabsolutamente nada extra cuando se está en el bloqueo y por supuesto darse todo el tiemponecesario para que ocurra. Como metáfora que explica este hecho, sirve de muestra cuando nosmovemos teniendo puesto el cinturón de seguridad de un coche. Si hacemos el esfuerzo justo con lavelocidad adecuada, nos podemos mover libremente, pero si vamos deprisa el cinturón nos bloqueay quedamos bloqueados. Para salir del bloqueo hay que dejar de hacer fuerza y ejercer solamentela justa para movernos, sin correr. Si para salir hacemos más fuerza de la debida, tirando haciadelante el cinturón nos retendrá aún con mayor empeño.Los componentes de la ansiedad.Una metáfora que explica el significado de la exposición, es la de hacerse amigo de la ansiedad.Para hacerse amigo de una persona hay que cultivar su amistad, es decir, dedicarla tiempo,conocerla, no rechazarla, dejarla que llegue a nosotros y que se muestre tal y como es, con todassus capacidades, para ello tenemos que dejarle la libertad de realizar sus deseos y que campe porsus respetos, que pueda mostrarse plenamente como es, sin ponerle cortapisas en su acción,conocer que quiere hacernos, que es realmente capaz de realizar y dejárselo hacer. Como elementomuy importante del conocimiento de los amigos está saber lo que dicen que hacen y distinguirlo deaquello que hacen realmente, los hay que son un poco faroleros y cumplen aquello de que "deldicho al hecho hay mucho trecho". La ansiedad es catastrofista, pero sus negras predicciones nosiempre se cumplen.
  • La ansiedad como toda respuesta humana se puede contemplar desde los distintos ángulos que seconsideran clásicamente en psicología, el cognitivo, el conductual y el emocional. Hay que aclararque no se trata de componentes independientes, sino de distintos puntos de vista del mismofenómeno. Por eso, si se comienza estudiando las cogniciones, es decir, los pensamientos, se veráque se asocian a emociones y sensaciones y que ambos, pensamientos y emociones, tienen lamisión de favorecer la emisión de las conductas. Si se observa el proceso desde la conducta se veque se tiene que dar una preparación emocional y cognitiva para realizarla y si se hace desde elpunto de vista emocional se comprueba que las emociones son preparaciones para actuar (Frijda,1986) que conllevan asociados pensamientos y sensaciones.El componente cognitivo: Los pensamientos automáticosEl componente cognitivo de la ansiedad en el tartamudeo lo constituyen los pensamientos de que seaproxima la catástrofe y que es necesario hacer cualquier cosa para evitarla.La cualidad de estos pensamientos es que no son ni explícitos ni nítidos ni completos. Esta falta declaridad se debe, en parte, al proceso de automatización que empleamos los humanos cuandopensamos. Ya que cuando hemos tenido un pensamiento muchas veces, cada vez vamosresumiendo más y más su contenido, para ir ahorrando tiempo y energía. En este proceso llegamosa dejarlo en una frase, un sonido o una imagen que producen el mismo efecto que el pensamientocompleto y cumple su función de prepararnos a actuar; finalmente puede llegar a automatizarse deltodo y no nos damos cuenta de que lo hemos pensado, salvo por la sensación que nos aparece sinque hayamos sido conscientes de ningún pensamiento.Para desactivar los pensamientos automáticos, es preciso primeramente identificarlos. Normalmentebasta fijarse en la sensación que producen y preguntarse que nos quiere decir, la respuesta vasiendo el pensamiento original. Para realizar este proceso se pueden seguir las indicaciones deBandler y Grinder (1980) que intentan concretar, eliminando palabras ambiguas (algo, esto, etc.),cuantificadores universales (siempre, todo, nunca, etc.), construcciones de frases no claras oincompletas...Cuando se ha obtenido el pensamiento completo se puede hacer un primer análisis de contenidopara saber si es lógico o no y si responde o no a la realidad actual. Beck (1975) fue el descubridorde la importancia de los pensamientos automáticos y creó la terapia cognitiva, que tiene como baseel análisis lógico de los pensamientos automáticos. Beck, realiza un análisis de su contenido,partiendo del punto de vista de que la patología se desarrolla debido a los pensamientos ilógicos oerróneos y que basta cambiarlos por otros verdaderos y lógicos para que se dé la mejora.En la práctica clínica se encuentran casos en los que el pensamiento automático es ilógico y sepuede cambiar acudiendo solamente al análisis de su contenido, son esquemas automatizados quese mantienen exclusivamente por su característica de ser inconscientes y basta hacerlos explícitospara que se desactiven; pero por desgracia no todos los pensamientos automáticos que queremoscambiar son ilógicos y, aunque lo fuesen, muchas veces somos conscientes de que no tienensentido, pero no por ello desaparecen.La Terapia de Aceptación y Compromiso considera los pensamientos como conductas asociadas anuestro comportamiento cotidiano y señala con acierto que están también sujetos a las leyes delcondicionamiento. Por eso los pensamientos irracionales pueden mantenerse por sus contingenciasde reforzamiento, es decir, porque nos sirven para evitar o están reforzados por nuestra conducta, yse mantienen por ello y no solo por su lógica interna.Hayes et al (1999) señalan también otro fenómeno que mantiene y da fuerza a pensamientos queson dañinos para la persona y es la creencia en la literalidad del lenguaje. Tomar el lenguaje ensentido literal significa que no se distingue la diferencia entre el contenido del pensamiento y larealidad que refleja, es decir, cuando reaccionamos a un pensamiento como si fuera un hecho realque ha ocurrido. En casos concretos es fácil distinguirlo, si hablamos de una silla, por muy biendescrita que esté, no podemos sentarnos en ella. El rechazo que muchas veces siente el tartamudoen la comunicación es un buen ejemplo de cómo funciona la literalidad del lenguaje. En unaconversación puede surgir un pensamiento de que hablando como se esta haciendo no se va apoder mantener la conversación y el otro se va a aburrir y a sentir pena cuando observa los atascosy la lucha para hablar. Si se actúa como si fuera cierto, es decir, creyendo que no se puede seguir
  • con la comunicación y que el otro se está aburriendo y sintiendo pena, lo más probable es que seabandone la conversación lo más rápidamente posible, y se hace realidad el pensamiento que hastaese momento era sólo un conjunto de palabras, porque ocurre el fin de la comunicación debido altartamudeo.Para desactivar la literalidad del lenguaje hay que distinguir dos partes en el pensamientoemocional. Una parte es una predicción catastrofista del futuro que nos espera, que nos suele darmucho miedo, en el ejemplo, es que el otro va a aburrirse o a sentir pena. Esta parte puede serrazonable y probable, pero no es un hecho y nadie asegura que el otro esté sintiéndose mal. Lasegunda parte del pensamiento nos dice como debemos comportarnos para evitar el sufrimientoante el hecho cierto del rechazo, en el ejemplo, cortar la conversación e irnos. Cuando seguimosestas indicaciones es cuando estamos creyendo en su literalidad y cuando lo convertimos enrealidad.Por eso el pensamiento de que se va a producir un atasco genera por sí mismo ansiedad, aunquese tenga en la soledad del dormitorio, porque reaccionamos al pensamiento como si lo que nos dicehubiera ocurrido ya o fuera a ocurrir de inmediato.En la Terapia de Aceptación y Compromiso se emplea la metáfora del autobús para describir lafunción de los pensamientos:En la vida vamos conduciendo un autobús por la carretera que lleva hacia nuestras metas y con elmotor de nuestros valores. Llevamos unos pasajeros revoltosos, que son nuestros pensamientos,sentimientos y emociones. Todos ellos son catastrofistas: "si sigues ese camino vas a sufrir mucho","te vas a estrellar", "vas a tener un accidente", "te vas a atascar", "se van a reír de ti". Y además nosdicen implícitamente: "tuerce ya", "haz lo que sea para evitarlo".Tenemos varias alternativas: 1. Discutir y decirle que se calle. Como ya se ha mencionado, no se puede dejar de pensar en algo, es decir, no podemos callar el pensamiento, y, además, podemos perder de vista nuestra carretera y tener un accidente o chocar. 2. Hacerle caso y torcer. Pero no llegaremos nunca a donde queremos ir. 3. Escuchar su amenaza pacientemente y no hacerle caso a las acciones que nos propone para evitarla, es decir, no torcer. No podemos dejar de escucharle porque chilla mucho, pero se trata de seguir conduciendo por la carretera por la que queremos ir. De esta forma nos habituaremos a la ansiedad que nos provoca su amenaza. Finalmente, si durante mucho rato no le hacemos caso, el pasajero molesto se sentará tranquilo en el fondo del autobús, aunque de vez en cuando volverá a darnos la lata.Cuando se analizan los pensamientos asociados a la ansiedad en los tartamudos se puedendistinguir los dos componentes mencionados. Por una parte el pensamiento adelanta para el sujetouna catástrofe que es posible, e incluso probable que se dé. Por ejemplo "te vas a bloquear", "vas aparecer impresentable", etc. Existe otro componente, a veces no tan claramente expresado, que lepropone hacer algo, o dejar de hacerlo, para evitar el desastre, por ejemplo, "busca otra palabra","esfuérzate al máximo", "date prisa", etc. o "cállate", "no vayas", "vete", etc. En el proceso deautomatización se suele obviar, por considerarla lógica, y de deducción obligada, una de las partes ypor ello es más difícil hacerla explícita, es decir, si se le pregunta por la sensación que tiene puededecir "voy a parecer impresentable"; pero también está pensando en evitarlo a toda costa; o puedesentir "tengo que esforzarme a lo bruto" e implícitamente está pensando que va a hacer el ridículo.Una de las reacciones del sujeto ante este tipo de pensamientos, encarnados en una sensación, esevitarlos, echarlos de la cabeza y del cuerpo, intentar distraerse en otras cosas. Otra reacción lógicaes discutir la realidad del contenido, diciéndose que es mentira que no se va a dar tal catástrofe, que
  • no siempre ocurre, que no tiene por qué; pero con esta discusión no se va la ansiedad ni lassensaciones y la lucha tiene que continuar.La lucha y el intento de control de los pensamientos asociados a la ansiedad producen la reacciónparadójica de aumentar su probabilidad, de forma que cuanto más queremos echarlos másaparecen; cuando no queremos pensar en ellos, ahí están; cuando decimos "¡qué bien! hace doshoras que no pienso en ello", el pensamiento se hace presente (Wegner, 1994, ver tambiénWenzlaff, 2000).El afrontamiento de estos pensamientos se puede hacer a través de la exposición; que se realiza,lógicamente en la imaginación. Se trata de escuchar su predicción, pero sin hacerles caso en laacción que nos sugiere. Tenemos que aceptar la posibilidad de que la catástrofe que predicen seacierta, arriesgándonos a no hacer nada para evitarla. De esta forma llegaremos a la habituación y elpensamiento dejará de producirnos ansiedad. Entonces se convierte en un pensamiento menosimportante, pierde su literalidad, porque lo que predice no se cumple siempre, y podremos continuarnuestra vida pensando, además, en otras cosas más rentables y menos ansiógenas.Las sensaciones físicasAsociadas a la ansiedad aparecen sensaciones físicas concretas, por ejemplo presión en el pecho,tensión en manos o piernas, bola en el estómago, nudo en la garganta, etc. En el caso deltartamudeo muchas de ellas son parte de la reacción que se tiene para esforzarse en hablar. Sonsensaciones desagradables y por eso tendemos a ignorarlas y a intentar quitárnoslas. Aparecenentonces cadenas de respuestas. Por ejemplo, si sentimos un nudo en el estómago podemostensarlo y cortar la respiración para dejar de sentirlo. Se establece de esta forma una serie desensaciones físicas que por una parte son reacciones ante la ansiedad, pero por otra sonansiógenas en sí mismas, por eso puede ser muy importante desensibilizarlas. La técnica deaceptación de sensaciones (García Higuera, 1992) nos será de gran utilidad para este fin. Laexperiencia de cómo nos habituamos a una sensación física desagradable puede ser un buenelemento para comenzar a tener la confianza necesaria para realizar las exposiciones.En el Anexo se expone con detalle un conjunto de instrucciones que se pueden dar en un ejerciciopara enseñar el proceso de aceptación de sensaciones.Sensaciones emocionalesAsociadas a la ansiedad existe también otro tipo de sensaciones con un componente físico, que seencarnan en el cuerpo, pero de una forma más indefinida, más difusa y más general. Sonsensaciones globales que nos dan una idea de nuestro estado general y en este sentido están pordebajo o por encima de las sensaciones físicas mencionadas en el apartado anterior. Estánrelacionadas con la actitud como preparación a la acción (Bull, 1951). Se pueden tratar, desde unpunto de vista experiencial por medio del focusing (Gendling, 1983).El focusing es una técnica que auxilia en la aclaración, aceptación y modificación de estassensaciones. Tiene un componente de exposición a la sensación potenciando que se la acepte y,además, propone que se interprete lo que quiere decirnos. Utilizando esta técnica podemosrelacionarnos con este tipo de sensación con dos características sin dar ninguna conducta deevitación, y analizando los pensamientos que están detrás, pero siempre sin discusión y dejandoque la sensación evolucione, es decir, descubrimos también el pensamiento automático que estádebajo de ella. Este proceso nos llevará a entender nuestros sentimientos y también habituarnos aellos sin tener que hacer nada para quitárnoslos.El libro de Gendling (1983) describe claramente la técnica en forma de autoayuda. Aquí se resumenlos pasos que la componen:Cuando estamos ante un problema y ya hemos pensado en él y hemos intentado resolverlo, conéxito o no, nos deja una sensación general, que Gendlin llama sensación sentida.
  • 1. El primer paso es hacer un lugar para sentir, dejando a un lado los pensamientos y la racionalidad dándonos cuenta de lo que sentimos. 2. Se trata de identificar la sensación que está por encima (o por debajo) de todas las sensaciones físicas, las engloba a todas y las uniformiza marcándonos un sentimiento único. Es como la sensación que va más allá que las sensaciones físicas concretas que tenemos, es más general que ellas, con menos ubicación corporal, aunque muchas veces se sienta en el centro del cuerpo, otras se siente en la cabeza, y la mayoría en ningún lugar determinado. 3. Una vez sentida, se trata de conseguir un medio para anclarla, para relacionarnos con ella, puede ser una palabra, una frase, una imagen, un sonido, etc. Cuando no se nos ocurre dejamos nuestra mente libre y pronto acudirá a ella lo que nos evoca la sensación. Lo probamos y chequeamos, y poco a poco podremos irlo concretando y enfocando con más detalle. 4. Después se la deja resonar, es decir, repetimos y mantenemos aquello que la evoca y la dejamos evolucionar hasta que cambie la sensación libremente. 5. Esperamos a que se produzca el cambio, que lo hará indefectiblemente. Lo notaremos en un cambio de la sensación sentida. Puede tardar unos minutos o mucho más tiempo, es cuestión de paciencia. 6. Identificamos nuestra nueva sensación sentida y nos relacionamos de nuevo con ella. 7. Antes de resonar de nuevo, paramos y nos tomamos conciencia de los cambios que han ocurrido y que significan las variaciones que hemos experimentado.Es un ejercicio muy útil para saber qué emociones y qué sentimientos ha despertado una situaciónpasada, de bloqueo o traumática, o simplemente la sensación que se tiene casi constantementecuando se va a hablar o simplemente a pensar en ello. También se puede aplicar para identificar yaceptar las emociones que despiertan en nosotros una situación que tenemos que enfrentar en elfuturo. Este tipo de sensaciones se tratarán con más detalle en el apartado de la ansiedadanticipatoria.Algunas ideas acerca de cómo llevar a cabo la exposiciónHay que volver a resaltar la importancia de que el tartamudo paulatinamente vaya dejando derealizar las conductas de evitación, aplazamiento, etc. durante la exposición, porque son las quemantienen la ansiedad. Muchas veces le es muy difícil dejar de hacerlo, en ese caso la exposiciónsigue siendo válida, siempre que continúe enfrentándose al estímulo temido. La habituación tardarámás en darse, el proceso será más doloroso y se dará solamente con relación a las respuestas deevitación que se dejen de hacer; podremos vivir sin ellas, porque el cuerpo aprenderá finalmenteque se va a seguir adelante con la situación temida con la eliminación de la evitación.En los que evitan más crónicamente las situaciones y palabras que le dan miedo da buen resultadola inundación. Se le insiste en recoger palabras tartamudeadas y se le pide que tartamudee en todasellas durante una hora, primero simulando el tartamudeo y luego haciéndolo realmente. Cuando sesimula, normalmente, ocurre que cuando empiezan lo pueden hacer de forma falseada, pero deinmediato entra en juego la ansiedad, las respuestas se hacen involuntarias y el tartamudeo sevuelve genuino. Van Riper propone que después de hacer esta exposición reciba un refuerzo, poreso se tiene que hacer antes de comer, ir a la cama o recibir la aprobación del terapeuta.
  • Sobre la duración de una sesión de exposición, para que sea efectiva, es muy conveniente que laansiedad disminuya antes de finalizar la sesión, para ello se necesitará un mínimo de 45 minutos yes aconsejable dedicar al ejercicio hasta una hora y media. Hay que tener en cuenta que el procesode habituación nos enseña que dos horas seguidas es mucho mejor que una hora dos días y conmayor diferencia si las horas se hacen más separadas en el tiempo. Para asegurar que el procesosea terapéutico, como se ha dicho, es preciso que en la sesión baje la ansiedad. Si no baja, es quese están dando conductas de evitación no controladas, porque el fenómeno de la habituación es unaley psicológica general.Van Riper propone aproximaciones más ligeras:Una consiste en recoger todas las palabras tartamudeadas durante un periodo, luego se las mezclacon otras en las que no ha tartamudeado y se le hace leerlas en público por un altavoz. Cuando va allegar a la palabra temida se quita el volumen durante 5 segundos, luego puede tartamudearla sinmiedo.Otro método es hacer repetir la palabra tartamudeada hasta que la dice sin tartamudear de 3 a 5veces.También ayuda comenzar hablando bajo y subir luego la intensidad.Un ejemplo de exposición en la imaginaciónA continuación se pone un ejemplo de las instrucciones que se pueden dar para hacer unaexposición en la imaginación. Hay que tener en cuenta que es difícil hacerlo solo, porque el miedo ylas conductas de evitación son muy fuertes y que la ayuda terapéutica puede ser fundamental parael éxito de las exposiciones.Supongamos una situación temida en la que el tartamudo teme que un cliente, al ver su tartamudeo,pensará, o ya ha pensado que es un impresentable. Si solamente pensar en esa posibilidad, le ponenervioso, es la ocasión para hacer una exposición en la imaginación. Para ello, se busca un lugartranquilo en el que se tenga la seguridad de que no se va a ser interrumpido durante mucho tiempo,recuérdese lo dicho sobre la duración mínima y recomendada de las exposiciones (mínimo 45min yrecomendado hora y media). Colocado cómodo y lo más relajado posible se define con detalle lasituación: quien es el cliente X, en que lugar se estaba, que tartamudeo se hace, y se define contodo detalle lo que ha podido pensar el cliente: por ejemplo, "este es un impresentable", si es posiblese rememora o imagina el gesto que ha hecho o que ha estado a punto de hacer. No se trata dedeterminar el pensamiento que ha ocurrido, porque no se sabe. Tampoco se trata de discutir si hapensado realmente eso o no. Es probable que ni se le haya pasado por la imaginación y quesolamente sean miedos y estén en la mente del tartamudo, pero son, justamente, a los que hay queenfrentarse.Hay una metáfora que explica claramente qué son esas discusiones y nuestro papel en ellas.Cuando surge un pensamiento malo que nos causa miedo, tendemos a discutirlo sacandopensamientos buenos y alternativos para contrarrestarle y echarle de nuestra cabeza, estableciendouna lucha contra él con toda nuestra energía. Convertimos de esta forma nuestra cabeza en un ringde la lucha libre americana que ponen en la TV. Dos equipos de luchadores, uno de ellos malo, y elotro bueno, se enfrentan en el cuadrilátero. Aparentemente se hacen daño, pero en realidad no esasí. Además, cuando uno de los contendientes parece vencido, reacciona con renovadas fuerzas osalta al ring otro de su equipo y continúa la lucha. En los pensamientos hay un equipo malo, queestá diciendo lo terrible que te va a pasar si no haces nada, el equipo bueno son los pensamientosque discuten con él y salen a acallar a los malos. La lucha puede continuar incesantemente. Nosidentificamos con el equipo bueno, que es quien nos va a salvar, pero también somos el equipomalo. El problema es que sobre todo somos el ring, que es quien recibes todos los golpes y sobre elque se dejan caer con todo su tremendo peso los luchadores desde alturas importantes. La verdades que los luchadores no se hacen daño entre ellos. Pero ¿qué hacemos si no sacamos al equipobueno? El equipo malo estará en el ring, le darán por ganador, y nos hará mucho daño; perorealmente, al no tener con quien luchar, se tendrá que ir. Antes fanfarroneará y tendremos queescuchar todas sus amenazas y fantasías y sus retos para que salga el equipo bueno; pero si esteno sale, tendrá que irse y cuando desaparezca el ring no habrá recibido ningún golpe importante,aunque haya pasado mucho miedo.
  • Una vez definido con todo detalle el contenido del pensamiento malo, se mantiene la imagen de lasituación que describe, por muy desagradable que sea, mientras se repite constantemente la fraseque refleje exactamente lo que se teme que el cliente X haya pensado, por ejemplo, "X piensa quesoy un impresentable".Para mejorar la concentración, se puede sincronizar la pronunciación de la frase con la respiración,de forma que se piensa cuando entra el aire y dice en voz alta cuando sale. Se aceptan lassensaciones que aparezcan (ver ejercicio del anexo), dejándolas que crezcan y que aumenten entoda su potencia, sin oponerse a ello, es decir, sin moverse, ni tensarse y sin acelerar la respiración.Si la sensación baja y se hace más llevadera, no por ello se cambia el pensamiento ni la imagen, sesigue así hasta que se produzca la extinción y se sienta relajado.Siempre que la situación elegida produzca ansiedad, es fácil concentrarse en ella. Cuando vatranscurriendo el tiempo puede ser cada vez más difícil concentrarse, cuando se da cuenta de quese ha distraído se vuelve de nuevo a la imagen y la frase, sin reproches, sabiendo que es normal enel proceso de exposición. La distracción puede llevar al extremo de dormirse, también se tiene queconsiderar una reacción norma. Las distracciones, generalmente, son indicios de que se vaproduciendo la habituación a la ansiedad, cuando tenemos miedo a algo, es muy difícil quitárnoslode la cabeza.Momentos ideales para hacer este tipo de trabajo terapéutico son, o bien cuando se acaba de dar elproblema o bien cuando se prevé que se va a enfrentar en un futuro próximo y se está preocupadopor ello. La preocupación, tanto previa como posterior, indican que el pensamiento está presente ycon fuerza.Es muy importante no abandonar, aunque las sensaciones sean muy fuertes. El apoyo de alguiencon confianza y conocimiento de la técnica es muy importante en las primeras veces que se hace.Para que la exposición sea efectiva es preciso que se dé una disminución de la ansiedad, si seabandona antes se está reforzando las conductas de evitación y se está perdiendo una oportunidadde sentir la habituación en un tiempo corto.Se recomienda la consulta en el caso de que no se haya sido capaz de soportar las sensacionesque se producen o cuando no se ha producido la extinción en un tiempo más que prudencial. Enambos casos el análisis por un experto de lo que se está haciendo es determinante para el éxito.Intención paradójica como inundaciónLa intención paradójica es una técnica proveniente de otras orientaciones de la psicología. Consisteen indicar al paciente que en lugar de evitar la situación que realice conscientemente todas lasconductas para que aquello ocurra. Desde el punto de vista cognitivo conductual es una inundación,porque se enfrenta al estímulo sin realizar las conductas de evitación.En el caso del tartamudeo se le plantea la intención paradójica a través de una instrucción en la quese le pide que tartamudee conscientemente mas allá de cómo lo hace normalmente, de esta formaconseguirá tartamudear menos de lo ordenado. En esta forma de inundación el tartamudo aprende adesconfiar de las expectativas del terapeuta y de las suyas también.Quebrar el ciclo de ansiedad…La Bioquímica del MIEDOLa respuesta de “luchar o hurir” es una función primitiva y importante de auto protección.Cuando se presenta ago que amenaza a nuestra seguridad, nuestro cerebro libera unacascada de hormonas que invade el cuerpo preparándolo para luchar o huir parasobrevivir. Estos son las hormonas de estrés, como adrenalina y cortisol. Entre otras cosas,estos mensajeros bioquímicas, redirecciona sangre de tus centros cerebrales de lógica yrazón (haciéndolo difícil de pensar y razonar) y de nuestros órganos internos como elestomago (entregándonos una sensación de tensión y de mariposas), hacia nuestros
  • extremidades para mas poder físico. Nuestra respiración aumenta involuntariamente y elcorazón trabaja mas rápido.Esto funciona magnifico cuando estamos atacados por un predador o un malintencionado,Pero nuestro cuerpo no sabe la diferencia entre una amenaza de un predador y unpensamiento de miedo sobre nuestras finanzas, nuestro trabajo, o esa presentación. Elcuerpo puede mal interpretar una amenaza y sobre reacciona - o sobre protegernos enmaneras no apropiadas. Nos deja con pánico, pensamientos que pasan rápido y un corazóncorriendo....fuera de control.El miedo o ansiedad es como un circuito que se repite otra y otra vez dentro de nosotros, compuesto de pensamientos,emociones y sentimientos. Nuestra mente, cerebro y cuerpo están involucrados. Este circuito se parece mucho a uncircuito eléctrico que va desde el cerebro al cuerpo, y igual que un circuito eléctrico puede ser interrumpido yredireccionado.....para siempreEFT es un herramienta poderosa para desconectar miedo porque funciona con la conexiónmente/cuerpo. TOCA LA PUERTA AL PODER DE TU MENTEHaga calmar la Tormenta Adentro¿En que manera seria tu vida diferente si pudieras "desconectar" y liberar te del ciclo del miedo, sin importar cuantotiempo ha sido presente en tu vida? Estos significa serás libre de las experiencias de reacciones físicas Y libre depensamientos de miedo, anticipando.....el miedo del miedo. Porque si tienes o no un fobia o miedo de hablar enpublico o ataques de pánico, conoces el miedo del miedo....no perdona ni deja en paz.EFT funciona rápido y realiza un cambio drástico interrumpiendo el circuito cerebro/cuerpo yquebrando el ciclo de pensamientos, emociones y sensaciones físicas que gatilla fobias,ansiedad y ataques de pánico. Se llama Técnicas de Liberación Emocional, porque te liberade miedo y pensamientos hostigosas. No se trata de aprender como controlar el miedo o conpoder muscular para los pensamientos....Es libertad.¿Suena demasiado bueno para ser verdad? No es un milagro, pero una técnica poderosa quepuedes aprender y usar. ¡Déjenos mostrar como puedes estar en control y LUCIR con tu realpotencial!