La silueta de la indigencia
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×
 

La silueta de la indigencia

on

  • 829 views

 

Statistics

Views

Total Views
829
Views on SlideShare
829
Embed Views
0

Actions

Likes
0
Downloads
0
Comments
0

0 Embeds 0

No embeds

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Microsoft Word

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

La silueta de la indigencia La silueta de la indigencia Document Transcript

  • LA SILUETA DE LA INDIGENCIAPara el Instituto Jalisciense de Asistencia Social (IJAS) los indigentes sonenfermos mentales que deambulan sin rumbo y contaminan los rincones de laciudad. Actualmente se reconoce que la pobreza y la desigualdad son fenómenosque aumentan y no han sido superados en la región latinoamericana: la pobreza yel desequilibrio social siguen siendo objetivos esquivos de desarrollo y han sidoduramente golpeados en los últimos años por la vulnerabilidad macroeconómicaen la que se vive.La indigencia tiene cara de niño y de mujer según el estudio de la ComisiónEconómica para América Latina (CEPAL). Los niños y las mujeres son los másafectados por esta situación, las y los menores de edad tienen el 1.7% deposibilidades de ser más afectados, mientras que las mujeres tienen el 1,15% dede ser más golpeadas frente a los hombres y adultos mayores.Es tan profunda la vulnerabilidad de las mujeres y de los niños de la población quelas estadísticas de género femenino se han invisibilizado y no se sabe a cienciacierta cuantas mujeres y niñas viven en las calles, pero se estima que un 30%pertenezca a este sectorDe la mano de esta crisis degenerativa nace un grupo de estudiantes de lamaestría en Gestión y Desarrollo Social de la Universidad de Guadalajara (U.deG.) para estudiar desde otros campos de investigación este tema que durantemucho tiempo solo ha sido factor de dispersión por los grandes gobiernos del país.Pamela Ornelas pertenece al grupo de estudiantes de maestría de la U.de G. yaborda el tema desde la pregunta ¿cómo podemos darle un giro más consciente yhumanitario al problema de la indigencia en Guadalajara? Somos jóvenes dedistintas áreas profesionales que buscamos informar y debatir los pro y los contrade este tema tan tipificado por la sociedad.-¿La investigación hacia dónde va dirigida?Bueno como es un proyecto pequeño pero ambicioso por su contenido y dado quelo estamos estudiando por corto tiempo pero con la investigación necesaria, elobjetivo es posicionar el tema de la indigencia entre los académicos,principalmente del CUCSH para que se empiece a hablar más de este tema yempezar a estudiarlo a largo plazo.
  • -¿Cómo definen a los indigentes desde su estudio?Lo que queremos es redefinir su concepto y la percepción de la sociedad hacia laindigencia, porque mucha gente piensa que los indigentes son personasincapaces, locas, enfermas o que de plano es gente que no encontró otra cosamejor y que son una especie de ente, que es mejor no mirar. Para nosotros encambio son personas que deberían gozar de los mismos derechos que usted ocomo yo, para nosotros son actores importantes de desarrollo.-¿Cómo ven el desequilibro de la mujer ante el hombre en esta situación?Estamos trabajando en esto y además somos conscientes de que no es un temafácil de abordar por los mismos índices de violencia que sufren las mujeres y másaun vinculando el tema de la indigencia. Pero te puedo mencionar que en estetema hace un tiempo se veía que eran más los hombres que las mujeres; pero noshemos encontrado con que el índice de la mujer está subiendo y sobre todo amenor edad.Por ejemplo, el INEGI reveló en el 2009 que el 33% de las mujeres se quedan sinhogar y recurren a otras actividades entre las cuales está pedir dinero en lascalles y por supuesto esto las convierte en indigentes según el Estado, comentóPamela.Una de las mujeres que pasó por esta clase de fenómenos arbitrarios es Adriana,desnutrida, de 28 años, con dos hijas que su lugar de vivienda es el camellón deinsurgentes en la ciudad de México; relata que fue a pedir ayuda a varioshospitales y centros de salud pero le fue negada, fue discriminada por lo que tuvoque tener su hija en un taxi cuando tenía solo 12 años.Cuenta con resentimiento que hace algunos años, los mismos hombres del grupoque la protegían la violaron, “esto me paso a los 13 años” dice Adriana, quienrecuerda que la amarraron a una coladera y abusaron de ella tres jóvenes de otrogrupo “se aprovecharon de mi porque no estaba mi chavo y se pasaron de lanza,pero así son” Actualmente se gana la vida limpiando parabrisas de los autos ygana unos 200 pesos cada 15 días.Según el capítulo 13 del Diagnóstico de Derechos Humanos del Distrito Federal:las mujeres y niñas además de que no cuentan con protección legal por falta dereconocimiento jurídico, se enfrentan a violación, explotación sexual y aembarazos no deseados por abuso. La mayoría de estas mujeres y niñas ha sidoviolada física y sexualmente al menos una vez en su vida y más en esta clase desituaciones donde el gobierno no tiene un control ni da soluciones al problema.
  • El Diagnóstico dice que el 90 por ciento de las mujeres y niñas embarazadas queviven en la calle y que automáticamente hacen parte del gremio o sector, carecende atención médica debido a que se les niegan los servicios en las instituciones desalud con el pretexto de que son indigentes.Cientos de indigentes mujeres u hombres se ven forzados a cerrar las zonas másconcurridas de la ciudad de Guadalajara a raíz de la falta de oportunidadesmostradas en todas sus formas y aunque no se justifica este comportamiento si sedebe tener en cuenta la situación por la que se está pasando; Por otro lado, losnúmeros son disparejos e inexactos en cuanto a las edades y género. Lo cierto esque ninguna institución gubernamental, privada o asociación civil, los cuenta, los ylas diferencia y menos ofrecen programas multidisciplinarios a los indigentes queen su momento NO deberían llamarse de esta manera, sino simplementepersonas.Jasson Steve Góngora Alcalá